Está en la página 1de 8

Institución Educativa Departamental

Betulia

presentado por:
PAULA ANDREA NIETO MORALES
daniela pinto
Daniela Alexandra ortega
1001

PRESENTADO A:
Erika Castañeda
docente

géneros literarios del barroco


2017
QUE SON LOS GENEROS LITERARIOS?

Es un lugar de encuentro de la política general y de la historia literaria.

El género literario es cada una de las categorías o distintas clases en las que se pueden
ordenar las obras literarias. Los géneros literarios también se definen como técnicas
expositivas singulares, ligadas a ciertas leyes de forma y contenido a las que se
someten las obras literarias; esas constantes retóricas de símbolos (forma) y
significados (contenidos) van cambiando con el tiempo y por ello resulta difícil fijar los
límites entre género y género. Sin embargo, históricamente, se reconocen tres grandes
géneros: épica, lírica y dramática.

Esta clasificación aristotélica no incluye en su trío al ensayo en el que se desarrollan y


argumentan ideas. Tampoco está incluida la narrativa, que se desarrolló posteriormente.
Se debe tener en cuenta que dentro de cada género literario pueden existir subgéneros
o géneros menores. Algunos de estos son sólo válidos por breves momentos históricos.

Entre ellos tenemos:


Prosa

Relata o cuenta situaciones, acontecimientos fantásticos o reales en un ambiente


determinado. Se divide en:

Cuento
Narración breve sencilla e intensa.

Novela
Narración extensa compleja, refleja la realidad.

Leyenda
Narración antigua folclórica. Mezcla de fantasía y realidad.

Fábula
Breves narraciones con seres animados.
Dramática

Expresa ideas a través de personajes.

Tragedia
Personajes abatidos por el destino.

Drama
Graves conflictos con solución final.

Comedias
Situaciones cotidianas, divertidas y alegres.
Poesía

Escrito en verso o prosa poética, el poeta expresa sus sentimientos, impresiones y


emociones. Típica Balada, romance, leyenda.

Lírica
que expresa sentimientos

Oda
exaltación, homenaje en verso,

Himno
celebra

Elegía
dolor ante una desgracia

Didáctica
Poema, parábola.
CARACTERÍSTICAS DEL BARROCO

¿El desengaño del hombre ejerce alguna influencia en la literatura? Evidentemente, la


mentalidad de cada época aparecen en las obras literarias, y ahora también se refleja a
través del llamado estilo barroco, cuyas características más destacadas son las
siguientes:

- El arte barroco es un arte complejo, que utiliza formas de expresión retorcidas y


rebuscadas.
- Los artistas barrocos identifican la belleza con la dificultad; por eso es un arte de
minorías que pueden comprender sus creaciones.
- Se crea un estilo lleno de contraste (lo bello frente a lo feo; el amor frente al odio…).
- Se busca la novedad, lo extraordinario, hasta tal punto que, a veces, se cae en la
exageración, para provocar admiración en el lector o en el que contempla sus obras.
Recordemos la arquitectura barroca, recargada y ampulosa.
- Los escritores se deleitan en juegos ingeniosos de conceptos o del lenguaje y hacen
un uso excesivo de los recursos estilísticos (metáforas, repeticiones de términos, etc.).
LA LITERATURA BARROCA: CULTERANISMO Y CONCEPTISMO

No debemos pensar que el arte barroco es un arte homogéneo. No todos los autores
adoptan la misma actitud frente a los problemas de la sociedad de la época, ni eligen la
misma forma de expresión para mostrar sus inquietudes; por eso, cuando hablamos de
los escritores barrocos, los agrupamos, según la forma de expresión elegida por ellos,
en dos estilos literarios: culteranismo y conceptismo.

¿Cuáles son las diferencias que existen entre ambos estilos?

· Los culteranos pretenden crear belleza realzando todos aquellos recursos que
embellecen la forma; por eso, el estilo es complicado, lleno de figuras literarias
(metáforas, hipérboles), palabras cultas, alusiones mitológicas… Toda esta abundancia
de figuras literarias hace que el lenguaje sea oscuro y difícil de comprender.
Luis de GÓNGORA es el representante de este estilo.

· Los conceptistas, por el contrario, se preocupan fundamentalmente por el contenido.


Es un estilo profundo e ingenioso que utiliza como recurso los dobles sentidos y los
juegos de palabras. Su intención es decir mucho con el menor número de palabras.
QUEVEDO y GRACIÁN son escritores conceptistas. A GRACIÁN se debe la famosa
máxima “Lo bueno, si breve, dos veces bueno”.