Está en la página 1de 7

COMPORTAMIENTO DE LOS

CABALLOS
(SECRETO TERAPÉUTICO)

Atahualpa Fernández Arbulu


Uno de los grandes motivos por el cual los caballos son tan utilizados en las terapias
asistidas con animales, es debido a su comportamiento dulce pero fuerte, que puede calmar a
cualquier persona, pero también hacerle saber que si no está comprometido con el proceso,
entonces él no se lo pondrá fácil. El hecho de ir entendiendo al caballo, escucharlo y
aprender su lenguaje se convierte, paradójicamente, en una manera de comprendernos a
nosotros mismos.

Atahualpa Fernández Arbulu


Las personas tienden a enfocarse en darle órdenes a los caballos que puedan comprender y
responder, pero olvidamos fácilmente que ellos también se comunican con nosotros,
solamente que no nos tomamos el tiempo para escucharlos, y en eso se enfoca
la equinoterapia. La mejor manera de obtener resultados favorables para una recuperación es
logrando trabajar en equipo con el caballo y eso sólo se logra observando su comportamiento.

Atahualpa Fernández Arbulu


Los caballos tienen por naturaleza un sentido agudo de autopreservación, es decir, que sus
sentidos se ponen en alerta ante cualquier signo de amenaza para su seguridad o la de su
manada y responden de manera positiva ante un entrenamiento seguro y lleno de cariño a
través de experiencias positivas y el cuidado de su jinete. Por lo que, para entablar confianza
con el caballo y que este responda a nuestras órdenes, se debe tratar con responsabilidad,
delicadeza y firmeza, pero nunca con crueldad, porque sino el caballo escuchará a sus
instintos y saldrá directo a atacar para defenderse.

Atahualpa Fernández Arbulu


Debemos verlo de esta forma: interactuar con un caballo es similar que hacerlo con alguien
que recién acabamos de conocer; para poder acercarnos, entablar una conversación y
posteriormente ganarnos su confianza, es necesario una interacción positiva y cuidadosa. Por
ello se debe responder de forma constante y apropiada ante su comportamiento, demostrarles
que no le haremos daño y que los necesitamos tanto como ellos a nosotros.

Atahualpa Fernández Arbulu


Los beneficios que se obtienen de esta interacción, es el poder reflexionar, concientizar y
cambiar nuestro propio comportamiento y actitud, poniéndolo en perspectiva a las respuestas
del caballo y mejorar nuestra confianza al ver los resultados que buscamos. Además, nos
permite analizar y comparar estas acciones cuando las hacemos en la vida real con las
personas a nuestro alrededor. Esto es ideal para personas con, precisamente, problemas de
comportamiento, inseguridad, desadaptación social o baja autoestima. Pues, podemos
aprender de la misma autodisciplina que adquieren los caballos para controlarse y no
sucumbir a sus instintos primarios, confiar en los demás y trabajar en equipo, con más que
sólo el lenguaje verbal.
Atahualpa Fernández Arbulu
REFERENCIAS
- http://atahualpafernandezarbulu.org/atahualpa-fernandez-arbulu/comportamiento-de-
los-caballos-secreto-terapeutico-atahualpa-fernandez-arbulu/

Atahualpa Fernández Arbulu