Está en la página 1de 14

Mastitis bovina

DEFINICIÓN
• Inflamación de la glándula
mamaria y sus tejidos secretores
reduciendo el volumen de la
leche, alterando su composición
y sabor

• Tumefacción, calor, dolor y


endurecimiento de la glándula
mamaria

• De acuerdo a su duración:
 Aguda
 Crónica

• De acuerdo a su manifestación
clínica:
 Clínica
 subclínica
PATOGENIA
La infección de la glándula mamaria siempre ocurre a través del conducto glandular.
Luego de la invasión del
agente infeccioso, sigue
la infección y la
inflamación. La invasión
es la etapa en que los
microrganismos pasan
del exterior de la ubre al
conducto glandular. En
la etapa de infección, los
gérmenes proliferan e
invaden el tejido
mamario.
Lo anterior y el daño causado al tejido crea una inflamación
y se produce la mastitis clínica. Dependiendo de la
severidad y la duración, en uno o varios de los cuartos de la
ubre se puede encontrar fibrosis, edema inflamatorio y
atrofia del tejido mamario.
Puede haber aumento difuso de tejido conjuntivo. En
casos graves puede haber gangrena o abscesos en el
tejido glandular. La etapa terminal de la mastitis crónica
es la atrofia de la glándula.
ETIOLOGIA
• Infecciosa
• Bacterias
 Streptococcus agalactiae
y Dysgalactiae
• Algas
 Protothheca spp
• Hongos
 Candida spp
• Levaduras
 Cryptococcus
neoformans
STREPTOCOCCUS
Agalactiae Dysgalactiae
STAPHYLOCOCCUS
DIAGNOSTICO DEMASTITIS
• CLINICA:
La observación de
leche con cedazo o
tazón acompañado
de palpación
DIAGNOSTICO DEMASTITIS
• AGUDA:
Alteraciones físicas de
la leche ( grumos,
tolondrones,
coágulos o secreción
anormal, calor y dolor
en la ubre)
DIAGNOSTICO DEMASTITIS
• SUBCLINICA:
California
Wisconsin
TRATAMIENTO
• Eficaz contra
El papel que debe estreptococos y
desempeñar el veterinario estafilococos
en el tratamiento de las
mastitis es
fundamental, implantando
unas buenas prácticas de
manejo en el control de
esta enfermedad.
PREVENCIÓN Y DETECCIÓN
La prevención de la mastitis puede conseguirse
siguiendo pasos muy simples que tienen como
objetivo el reducir el grado y la duración de la
infección.

Adecuada higiene de ordeño: Los pezones deben de


ser limpiados y secados antes del ordeño. Si la leche
se filtra, la presencia de partículas (material sólido)
en los filtros indica una limpieza insuficiente del
pezón durante la preparación de la ubre o la falta de
higiene durante la colocación y remoción de la unidad
de ordeño.