Está en la página 1de 13

ENFOQUE DE GORDON

Y LINTNER

ya que los inversores prefieren una rentabilidad cierta y en el momento actual a la eventualidad de obtener .LA TEORÍA DE LINTNER Y LA RELEVANCIA DE LA GORDON POLÍTICA DE DIVIDENDOS Para Gordon y Lintner la política de dividendos afecta al valor de las acciones de la sociedad (posición tradicional). confieren al dividendo un papel esencial en la determinación del valor de la empresa. Así.

. está la teoría que se inclina por la relevancia de los dividendos. La teoría clásica sostiene la posibilidad de que los dividendos no sean relevantes para los inversionistas.En la teoría hay dos visiones en pugna. dado que no se ha podido establecer de manera concluyente su importancia en el precio de las acciones. Por otra parte. donde unirán dos fuertes corrientes.

directora de la Escuela de Matemáticas y miembro del Instituto de Investigaciones de la Universidad Quetzalcóatl y empresario y consultor de empresas. . respectivamente. determina Director de Vinculación de la Universidad Quetzalcóatl. definida por Gordon.la primera. que el comportamiento histórico de los dividendos es lo que influye en el precio actual de la acción.

.En contrapartida. Lintner afirma que al inversionista le interesan los dividendos futuros. pues son las expectativas las que importan en el momento de tomar decisiones.

sino que aumenta al reducirse la tasa de reparto de utilidades debido a que los pagos vía dividendos son mas seguros que los que provienen vía ganancias de capital .Un supuesto importante de la teoría de Modigliani y Miller es que la política de dividendos no afecta a la tasa de rendimiento requerida de los inversionistas de acciones. Para Gordon y Lintner esto no es así.

los pagos vía dividendos son más seguros que los que provienen vía ganancias de capital. Esto es. el valor de un euro de dividendos es mayor que el de uno de ganancias de capital por ser el rendimiento sobre los dividendos (RDI1 (1-trb) / P0) más seguro que la tasa de crecimiento de los mismos (rttrbt) en la derivación del denominado "modelo de Gordon" según el cual el precio de mercado actual de una acción es igual a dividir el valor esperado del próximo dividendo por la diferencia entre la tasa de rendimiento requerida de los accionistas ordinarios y la tasa de crecimiento . desde el punto de vista del accionista.La tasa de rendimiento de las acciones (ke) aumenta al reducirse la tasa de reparto de beneficios debido a que. desde el punto de vista de los inversores.

Si: RDIt+1 = RDIt + rttrbtRDIt = RDI t (1 + rttrbt)* = RDI 0 (1 + r trb)t .

En este caso: Si r = k e. . Ke: Tasa de rendimiento requerido de las acciones.Donde: RDIt: Resultado después de intereses en el periodo t-ésimo rt: Tasa de crecimiento esperada de los beneficios en el periodo t-ésimo trbt: tasa de retención de resultados en el periodo t-ésimo P0: Precio teórico de la acción en el momento 0 que viene definido por el número de títulos por su valor.

El precio teórico de la acción no depende de la política de dividendos. Si r ≠ K e. .

hay que repartir los mayores dividendos posibles o las mayores rentas de capital.Si la tasa de rendimiento esperado es mayor que la rentabilidad que exigen los accionistas. la primera derivada es positiva en cuyo caso la tasa de retención de resultados habrá de hacerse tan grande como sea posible y en último extremo todos los resultados quedarán en la empresa como reservas. Si r < ke. Si r > k e. si con el dinero obtenido a través de los beneficios. la empresa . trb = 0 ⇒ RDIt = RC t Concretando. trb = 1 ⇒ RDIt = RV t En el caso contrario.

.Entre las críticas que este modelo ha sufrido podemos destacar aquellas que ponen en entredicho que la tasa de retención se mantenga constante durante largo tiempo (aunque Lintner demostró que las empresas tienden a mantenerla constante o con pocas variaciones).

sino que puede haber reinvertido sus beneficios en proyectos muy rentables que prometan un mayor dividendo futuro. Por ello muchas empresas que reparten pocos dividendos ven como sus acciones tienden a subir en el mercado.Por otra parte. de tal manera que cuando han anunciado dividendos mayores a los previstos por el mercado. si se retienen todos los beneficios. . el precio de la acción sería nulo. lo que se contradice con la realidad puesto que la ausencia de dividendos no quiere decir que la empresa esté atravesando dificultades. su precio en bolsa ha caído al indicar que ya no había proyectos suficientemente rentables dónde reinvertir el dinero. como ocurre con las empresas ligadas a Internet que suelen basar su rentabilidad en el crecimiento de su valor en bolsa vía reinversiones de capital.