Está en la página 1de 10

Si Dios es sabio, omnipotente, y cariñoso…

¿Crearía El un mundo como este?


Uno sin sufrimiento.

Uno en el cual los hombres se traten el uno al otro con generosidad y justicia.

Uno lleno de amor, cooperación y libertad.


Asombrosamente…
esta es exactamente la clase de mundo que Dios creó en un principio.
Perfección - "Y vio Dios
todo lo que había hecho,
y he aquí que era bueno
en gran manera."
(Génesis 1:31)
Sin sufrimiento, muerte
u opresión, solamente
libertad para vivir una
vida maravillosa.
Dios es dueño de todo
porque El ha creado
Dios dejó que el hombre decidiera obedecerlo o vivir en rebelión contra
su legítima autoridad. Dios no fue un soberano cruel, solamente estableció una sencilla
todas las cosas
regla…
La opción del hombre resultó en la caída (el pecado).
Dicho simplemente, el pecado es desobediencia a Dios. Él es el Creador y debe ser obedecido. Aun más importante, Dios
mismo es la medida de lo que es bueno. El pecado causa separación espiritual de Dios y muerte física. Ocurrió una
separación porque Dios es perfecto y puro. Su pureza no puede cohabitar con el pecado y Su justicia no puede dejarlo sin
castigo.
Como resultado del pecado, el mundo natural fue maldecido y empezó a morir. La tierra se hizo menos fértil y la comida se
hizo escasa. El hombre tuvo que trabajar más duro para cosechar mucho menos. La humanidad también se daría cuenta
del efecto que tiene el pecado en las relaciones humanas, llevando a la crueldad, asesinato, lujuria y causando discordia
entre la familia.
La humanidad continúa pecando, viviendo en rebeldía contra Dios, el Creador., Por eso es que el mundo esta lleno de
sufrimiento hoy. El hombre debe tomar responsabilidad por haber destruido la perfección de la creación de Dios.
Por Nuestra perversidad, el hombre no puede conocer y gozar del amor y la confraternidad de Dios, no importa
cuanto uno trate de llegar cerca de Dios por vía de nuestras obras de caridad, rituales religiosos o filosofías. "Por cuanto
todos pecaron, y están destituidos de la gloria de Dios;" (Romanos 3:23).
Jesucristo vino a explicar la verdad acerca de Dios y a pagar el precio de la rebelión del hombre.
2.Juan 1:18 "A Dios nadie le vió; jamás; el unigénito Hijo, que está en el seno del Padre, él le ha dado a conocer."
3.2 Corintios 5:21 dice, "Al que no conoció pecado, por nosotros lo hizo pecado, para que nosotros fuésemos hechos justicia
de Dios en él." En otras palabras, Jesús murió por nuestros pecados, para que nosotros no tuviéramos que pagar el castigo
que merecíamos por la justicia verdadera, este castigo era la muerte eterna.
Jesucristo murió por nuestros pecados, y fue elevado victoriosamente sobre la muerte.
1 Corintios 15:22, "Porque así como en Adán todos mueren, también en Cristo todos serán vivificados." Y, en los versículos 54
al 57 dice, "Y cuando esto corruptible fuere vestido de incorrupción, y esto mortal se haya vestido de inmortalidad, entonces se
cumplirá la palabra que está escrita: Sorbida la muerte con victoria. ¿Dónde está, oh muerte, tu aguijón? ¿Dónde, oh sepulcro,
tu victoria? ya que el aguijón de la muerte es el pecado, y el poder del pecado, la ley. Mas gracias sean dadas a Dios, que nos
da la victoria por medio de nuestro Señor Jesucristo."
Jesucristo es el único que puede hacer que nuestros pecados sean perdonados y que podamos tener una relación
con Dios que resulte en vida eterna.
"Mas Dios muestra su amor para con nosotros, en que siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotros." (Romanos 5:8)
"Jesús le dijo: Yo soy el camino, y la verdad, y la vida; nadie viene al Padre, sino por mí." (Juan 14:6).
Un paraíso nuevo para todos los que han creído en El y han sido
perdonados de sus pecados.

Dios restaurará el paraíso.


Una vez más, no habrá muerte, ni sufrimiento ni maldad. Nuestra
experiencia de sufrimiento y angustia en este mundo será momentánea en
una grandiosa eternidad.

Pasaremos la eternidad conociendo la nueva creación de Dios…

¡Qué tremendo será eso! Imagínese teniendo una eternidad para descubrir
las creaciones infinitas del Dios sabio y soberano!
Alabaremos a Dios en el cielo. Por su obra como creador y redentor,
"Señor, digno eres de recibir la gloria y la honra y el poder; porque tú
creaste todas las cosas, y por tu voluntad existen y fueron creadas."
(Apocalípsis 4:11)
Crea en El, reciba el perdón que El le ofrece.
"Mas a todos los que le recibieron, a los que creen en su
nombre, les dio potestad de ser hechos hijos de Dios". (Juan
1:12)
Confíe en Dios para obtener vida eterna en el cielo. "Porque
de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo
unigénito, para que todo aquel que en él cree, no se pierda,
mas tenga vida eterna." (Juan 3:16)

Confíe en Dios para conseguir la realización en su vida presente.


"El ladrón no viene sino para hurtar y matar y destruir; yo he venido para que tengan
vida, y para que la tengan en abundancia." (Juan 10:10)
No lo haga a un lado ni lo posponga para algún otro momento. ¡Acepte el regalo
de vida eterna de parte de Dios hoy!

La Biblia dice: "Y de la manera que está establecido para los hombres que mueran una sola vez, y
después de esto el juicio". (Hebreos 9:27) Algún día, cada uno de nosotros estaremos cara a cara con el
Dios de la creación. Lo que suceda al momento de ser juzgado depende de la decisión que usted está
haciendo ahora mismo.

(Ejemplo de una oración para aceptar el regalo de la vida eterna que Jesucristo nos ofrece:)

“Señor, yo sé que tú eres bueno y amoroso. Tú creaste este mundo maravilloso a la perfección. Por el
pecado, el mundo ha sido corrompido y espera ser renovado por ti. Yo sé que soy un pecador. Hoy te
recibo en mi vida como mi suficiente Señor y Salvador. Muchas gracias por morir en mi lugar y por
perdonar mis pecados. Gracias por darme vida nueva, en esta tierra y también en el cielo. Por favor
ayúdame a serte fiel y a vivir en una manera que te sea agradable. En el nombre de Jesús, Amén.”
Dios ya nunca lo verá a usted como un pecador. Dios verá la rectitud
de Cristo en usted.

“De modo que si alguno está en Cristo, nueva criatura es; las cosas
viejas pasaron; he aquí todas son hechas nuevas.” (2 Corintios 5:17)

Ahora que sigue???:


Ora a Dios. El se preocupa por ti y desea que te comuniques con El. El Cristianismo es
tener una relación con Jesucristo!

Lee la Biblia. Lee la Biblia y aprende sobre la Palabra de Dios, así aprenderás a
conocer a Dios nuestro Señor.

Bautízate, Adora, reúnete y sirve con otros Cristianos en una Iglesia donde Jesucristo
es predicado y la Biblia es la suprema Autoridad.

Habla de Jesucristo a los demás, comparte el mensaje que Dios te hace llegar.
Dios te ha hecho llegar este mensaje.

La decisión es tuya, tal como Dios lo ha dispuesto.

El aceptar a Jesucristo cambiará tu vida como lo ha hecho conmigo!.

De cualquier forma que Dios te bendiga hoy y siempre, y recuerda


que estarás en mis oraciones porque significas mucho para mí.

Mucho de el material fue extraído de: http://www.christiananswers.net/spanish/


Ahí encontraran mucho alimento Espiritual.

Fernando del Campo - 2008

Intereses relacionados