Disfruta de este pódcast y de muchos más

Los pódcasts están disponibles sin suscripción, 100 % gratis. También ofrecemos libros electrónicos, audiolibros y más, por solo $11.99/mes.

171. Nuestras manías fotográficas: 171. Nuestras manías fotográficas Hola y bienvenidos, un día más, a Aprender Fotografía - el podcast. Soy Fran Valverde y como siempre me acompaña Pere Larrègula, fotógrafo de moda y publicidad y formador. Recordaros que estamos grabando en el Studio L...

171. Nuestras manías fotográficas: 171. Nuestras manías fotográficas Hola y bienvenidos, un día más, a Aprender Fotografía - el podcast. Soy Fran Valverde y como siempre me acompaña Pere Larrègula, fotógrafo de moda y publicidad y formador. Recordaros que estamos grabando en el Studio L...

DeAprender fotografía | El podcast


171. Nuestras manías fotográficas: 171. Nuestras manías fotográficas Hola y bienvenidos, un día más, a Aprender Fotografía - el podcast. Soy Fran Valverde y como siempre me acompaña Pere Larrègula, fotógrafo de moda y publicidad y formador. Recordaros que estamos grabando en el Studio L...

DeAprender fotografía | El podcast

valoraciones:
Longitud:
28 minutos
Publicado:
3 ene 2018
Formato:
Episodio de podcast

Descripción

171. Nuestras manías fotográficas
Hola y bienvenidos, un día más, a Aprender Fotografía - el podcast. Soy Fran Valverde y como siempre me acompaña Pere Larrègula, fotógrafo de moda y publicidad y formador. Recordaros que estamos grabando en el Studio Lightroom, estudio profesional de alquiler para fotógrafos aficionados y profesionales, ya sabéis que podéis alquilar aquí vuestros equipos. Hoy queríamos hacer un programa diferente, no queríamos tocar un tema en concreto. Así que hemos pensado en dedicar el programa a nuestras manías fotográficas.

Esto me recuerda al portero Pepe Reina, que salió no hace mucho en televisión explicando el ritual que él hace cada vez que tiene un partido. Consistía en un ritual bastante largo. Nos preguntamos si vosotros, los oyentes, también tenéis algún ritual antes de empezar a hacer las fotos, mientras las estáis haciendo o bien después de hacerlas, y en qué consiste.

Fran nos comenta que aquí en el estudio tienen algunas manías. Su compañero siempre desenchufa el cable de las cámaras, generadores, cargadores… de todos los generadores. Y guarda por un lado el cable, por otro el transformador y por otro la cámara. Lo que hace que Fran se vuelva loco buscando, ya que posteriormente los guarda en armarios diferentes. Yo lo que suelo hacer es enrollar el cable en el cargador. Aunque no es recomendable, no es bueno debido a la conexión, ya que hay una cierta tensión.

Por otro lado, los Profoto disponen de unos palitos en la parte superior que van a rosca, y van muy bien para mover hacia arriba o hacia abajo los flashes, también los quita. Aunque siempre los guarda en el mismo sitio. Así que éstas son unas de las manías que tenemos aquí en el estudio.

Yo tengo que reconocer que tengo muchas, con los años te vuelves más maniático. Una de ellas es que nunca puedo dejar la cámara de lado, siempre tengo que apoyarla sobre el display, es decir, con el objetivo posicionado hacia el techo. Sobre todo lo hago para que no sufra la bayoneta pero es algo obsesivo. Si veo una cámara que no está en esa posición, la pongo así, independientemente de que sea mía o no. Y no solo eso, sino que, al que la ha dejado así, le riño. La goma del ocular evita que resbale en una mesa, sin embargo de la otra manera podría resbalar ya que se trata de plástico tocando con plástico.



Otra manía que tengo es la de desmontar los objetivos cuando guardo la cámara. Soy incapaz de guardar una cámara en la bolsa sin desmontar el objetivo. Sobre todo por impactos, por si se cae la bolsa, que en este caso sufriría el objetivo y la cámara.

Otra de las manías fotográficas que tengo es poner siempre los objetivos en la bolsa con la parte interior hacia arriba. El motivo es que la de abajo si recibe un impacto y se rompe, se puede cambiar. Pero si es la bayoneta lo que se rompe, la reparación es más cara. Estas manías tienen sentido ya que se trata de proteger el equipo. Pero también tengo otras que tienen menos sentido.

Por ejemplo, tengo una cámara con diecinueve puntos de enfoque de precisión pero solo uso el central. Hace muchos años que me acostumbré a enfocar solo en el centro, enfoco y encuadro. Alguna vez que se me va y me doy cuenta, lo cambio. El único caso en el que uso el de arriba es en pasarela.

Por otro lado, mi manía del enfoque, la postura que tengo, el cómo me pongo, ha llegado a ser obsesivo. Tal y como comenté en el programa anterior, tengo obsesión por el enfoque.

Fran nos comenta que una de sus manías es la configuración de la cámara, que la configura a su gusto pero no deja de ser una manía. Una manía justificada tiene un sentido. Las manías no suelen estar justificadas. Por ejemplo, en mi caso el tema de los puntos de enfoque no está justificado, no tiene sentido. La diferencia de precio de unas cámaras a otras en parte se basa en esto, y yo no lo estoy aprovechando, o lo hago muy poco.

Otra de mis manías fotográficas está relacionada con las baterías. Aunque tenga una batería al 96% de autonomía,
Publicado:
3 ene 2018
Formato:
Episodio de podcast

Títulos en esta serie (40)

Podcast sobre Aprender fotografía de estudio con Studio Lightroom