Reglamento de Régimen Interno

Hermandad Salesiana de Penitencia y Cofradía de Nazarenos de la Entrada Triunfal de Jesús en Jerusalem y María Santísima de la Alegría, Madre de la Iglesia y Auxilio de los Cristianos

La Línea de la Concepción

Í N D I C E HISTORIA DE LA HERMANDAD. Capítulo I TÍTULO, ESCUDO, INSIGNIAS DE LA HERMANDAD, LUGAR DE ESTABLECIMIENTO Y FINES DE LA MISMA. Regla 1ª.- Título de la Hermandad. Regla 2ª.- Escudo de la Hermandad. Regla 3ª.- Insignias de la Hermandad. Regla 4ª.- Finalidad de la Hermandad. Regla 5ª.- Fines de la Hermandad. Capítulo II DE LOS MIEMBROS DE LA HERMANDAD. Regla 6ª.- Solicitud de ingreso en la Hermandad. Regla 7ª.- Aprobación de ingreso en la Hermandad. Regla 8ª.- Imposición de medallas de la Hermandad. Regla 9ª.- Alta de un hermano. Regla 10ª.- Derecho de voz y voto. Regla 11ª.- Derecho de uso de las instalaciones. Regla 12ª.- Derecho de ostentar la medalla de la Hermandad. Regla 13ª.- Conducta de los hermanos. Regla 14ª.- Obligaciones de los hermanos. Regla 15ª.- Estación de Penitencia. Regla 16ª.- Uniformidad de los hermanos para la Estación de Penitencia. Regla 17ª.- Solicitud de insignia. Regla 18ª.- Normas de la Estación de Penitencia. Regla 19ª.- Papeleta de Sitio. Regla 20ª.- Fiscales auxiliares. Regla 21ª.- Aportación económica. Regla 22ª.- Falta y sanciones durante la Estación de Penitencia. Regla 23ª.- Baja de la Hermandad. Regla 24ª.- Tipos de faltas. Regla 25ª.- Clasificación de las faltas. Regla 26ª.- Sanciones para las faltas leves. Regla 27ª.- Sanciones para las faltas graves. Regla 28ª.- Apertura de expediente. Regla 29ª.- Descubierto y morosidad en la aportación voluntaria. Capítulo III LOS ÓRGANOS DE GOBIERNO DE LA HERMANDAD. Regla 30ª.- Cabildo General. Regla 31ª.- Cabildo General Ordinario. Regla 32ª.- Cabildo General de Elecciones. Regla 33ª.- Cabildo General Extraordinario. Regla 34ª.- Citación para los Cabildos. Regla 35ª.- Orden del Día para el Cabildo General Ordinario. Regla 36ª.- Orden del Día para el Cabildo General Extraordinario. Regla 37ª.- Orden del protocolo para los actos. Regla 38ª.- Votaciones. Regla 39ª.- Junta de Gobierno.
Reglamento de Régimen Interno
1

Regla 40ª.- Periodicidad de las Juntas de Gobierno. Regla 41ª.- Citación para las Juntas de Gobierno. Regla 42ª.- Trabajo de la Junta de Gobierno. Regla 43ª.- Labor de la Junta de Gobierno. Regla 44ª.- Competencias de la Junta de Gobierno. Regla 45ª.- Presidencia de la Junta de Gobierno. Regla 46ª.- Desarrollo de la Junta de Gobierno. Regla 47ª.- Cargos de la Junta de Gobierno. Regla 48ª.- Cese de cargos de la Junta de Gobierno. Regla 49ª.- Concesión de distinciones honoríficas. Regla 50ª.- Junta Auxiliar. Regla 51ª.- Carácter de la Junta de Gobierno. Capítulo IV DE LOS ACTOS DE CULTO. Regla 52ª.- Santa Misa. Regla 53ª.- Pasaje evangélico de nuestra Hermandad. Regla 54ª.- María, Nuestra Señora de la Alegría. Regla 55ª.- Misa Mensual de Hermandad. Regla 56ª.- Otras festividades. Regla 57ª.- Estación de Penitencia. Regla 58ª.- Participación en la Estación de Penitencia. Regla 59ª.- Traslado de las imágenes. Capítulo V DEL EJERCICIO DE LA CARIDAD. Regla 60ª.- Deber de asistir a los hermanos. Regla 61ª.- Solicitud de ayuda. Regla 62ª.- Enfermedad o dificultad de algún hermano. Regla 63ª.- Fallecimiento de algún hermano. Regla 64ª.- Relaciones con otras Hermandades. Regla 65ª.- Vinculación con la Congregación Salesiana. Regla 66ª.- Relación con la Parroquia de Santiago Apóstol. Capítulo VI PATRIMONIO, RECURSOS Y ADMINISTRACIÓN DE LA HERMANDAD. Regla 67ª.- Patrimonio de la Hermandad. Regla 68ª.- Ingresos económicos de la Hermandad. Regla 69ª.- Donativos que se reciban para un fin. Regla 70ª.- Ejercicio económico. Regla 71ª.- Destino de los fondos de la Hermandad. Regla 72ª.- Alhajas y joyas de la Hermandad. Regla 73ª.- Caja de contabilidad. Capítulo VII DE LAS OBLIGACIONES DE LA HERMANDAD. Regla 74ª.- Fiesta del Corpus Christi e Inmaculada. Regla 75ª.- Modificaciones de este Reglamento. Regla 76ª.- Su Santidad el Papa y su magisterio. Capítulo VIII DISPOSICIONES FINALES. Regla 77ª.- Peligro de extinción de la Hermandad. Regla 78ª.- Disolución.
Reglamento de Régimen Interno
2

HISTORIA DE LA HERMANDAD. En el año 1.949 se disponía de una imagen realizada en cartón piedra que quedó destruida ese mismo año al caerle una copiosa lluvia el día de la salida procesional. En el año 1.941 en los talleres de Olot (Gerona), se lleva a cabo otra imagen, esta vez en pasta de madera, que salió por primera vez en la Semana Santa desde la Parroquia de la Inmaculada Concepción, sufragando los gastos del desfile el erario municipal. Desde el año 1.958 a 1.961 quedó guardada en los almacenes del Excmo. Ayuntamiento. Ese mismo año, D. Guillermo Ruiz Marín que era Teniente de Alcalde propone al Rvdo. D. Gabriel Ramos Chaves (SDB), director del Colegio Salesiano en aquel entonces, que acogiera en la Capilla Semipública de María Auxiliadora, la imagen de la “Borriquita”. Reanudada su salida procesional en 1.961 es acompañada por los alumnos del Colegio vistiendo el uniforme del centro: pantalón azul marino y chaqueta cruzada con el escudo del Colegio en el bolsillo superior. En el año 1.964, el Rvdo. D. Ángel Andrade Puyana (SDB) le da un cariz más formal, mandando confeccionar los hábitos con la ayuda de madres de alumnos para acompañar al Señor en la procesión y realizándose el estandarte y varas de mando con la ayuda económica de comerciantes y padres de colegiales. Posteriormente, siendo alcalde D. Pedro Alfajeme, se continuó el sistema de subvención municipal, aunque paulatinamente estos gastos fueron pasando al Colegio y posteriormente a la Hermandad. En el año 1.984 se constituye, con la reorganización Diocesana, en Hermandad de Penitencia, eligiéndose la primera Junta de Gobierno. En el año 1.990, pese a la incesante lluvia, se decide hacer Estación de Penitencia, quedando la imagen del Señor bastante deteriorada a causa del fuerte aguacero en plena Carrera Oficial. Durante la festividad de Cristo Rey de 1.991 se produce al hermanamiento con la Cofradía Salesiana de Algeciras, renovándose anualmente dicho hermanamiento. En 1.993, el 21 de febrero, se produce otro de los grandes deseos de la Hermandad: el de poseer una talla en madera policromada. Dicha imagen, encargada el 2 de junio del año anterior al tallista sevillano Juan Ventura Loreño, sería bendecida por el Obispo de Cádiz y Ceuta, Rvdmo. D. Antonio Dorado Soto. Y por fin, seis años más tarde, la mañana de otro 21 de febrero, esta vez de 1.999, la Hermandad ve cumplido otro de sus sueños: la de tener la imagen de candelero de María Santísima de la Alegría. En esa mañana, Rvd. Padre D. Sebastián Llanes Blanco, Delegado Diocesano de Hermandades y Cofradías para el Campo de Gibraltar, bendecía la talla de nuestra Co-Titular en
Reglamento de Régimen Interno
3

misa cantada por la Coral Polifónica de La Línea de la Concepción, acto emotivo y cargado de sentimiento que prevalece en la memoria de los asistentes. La corona que se estrenó en dicho acto fue obra del orfebre sevillano Manuel de los Ríos. A su vez, se leyó el nombramiento de la Junta de Gobierno, otorgándole el título de Camarera de la Virgen a Dª Angelines García Requena. En el Domingo de Ramos de 2.000 no se hace Estación de Penitencia a causa de la lluvia, procediéndose en ese mismo año a la realización de la nueva puerta lateral de salida en la Capilla Semipública de María Auxiliadora, culminando dichas obras para su inauguración en la festividad de Cristo Rey, consiguiendo así uno de sus mayores sueños: realizar Estación de Penitencia desde el interior de la Capilla. De dicho acontecimiento queda el recuerdo de la colocación y descubrimiento de una placa conmemorativa, tratándose del Año Santo Jubilar en la que, como lema, lleva escrito: “Abrid las puertas a Cristo”. En el año 2.002, la Hermandad, sintiéndose identificada con los valores cristianos y evangélicos de San Juan Bosco, patrón de la obra Salesiana, solicita a la Inspectoría el título de “Salesiana”, siendo concedido por el Sr. Inspector D. Juan Carlos Pérez Godoy (SDB) e incorporado al título de la Hermandad tras la lectura de dicho nombramiento en la Festividad de Cristo Rey de ese mismo año. En el Domingo de Ramos de 2.003, nuevamente la lluvia vuelve a sorprender a la Cofradía en plena Estación de Penitencia a su paso por la Carrera Oficial, teniendo que refugiarse el cortejo de nazarenos en la Iglesia de nuestra Excelsa Patrona, la Inmaculada Concepción y volviendo el paso del Señor apresuradamente a su Capilla. Capítulo I TÍTULO, ESCUDO, INSIGNIAS DE LA HERMANDAD, LUGAR DE ESTABLECIMIENTO Y FINES DE LA MISMA. Regla 1ª.- Título de la Hermandad. El nombre canónico es Hermandad Salesiana de Penitencia y Cofradía de Nazarenos de la Entrada Triunfal de Jesús en Jerusalem y María Santísima de la Alegría, Madre de la Iglesia y Auxilio de los Cristianos. Regla 2ª.- Escudo de la Hermandad. El emblema de la Hermandad lo constituye un escudo ovalado, donde figura en el centro la cruz en forma de ancla, a la derecha la estrella con cola y un corazón a la izquierda de los Santos Evangelios. Debajo de la cruz las siete colinas de Roma con el bosque, todo ello bordeado por una palma y un ramo de olivo. En la parte inferior se encuentra el castillo, símbolo de nuestra ciudad. La cruz central representa la Salvación, las tres virtudes teologales están representadas en la Fe por la Estrella; la Esperanza por el Ancla y la Caridad por el corazón. Los Santos Evangelios representan el modelo de vida a seguir. El ramo de olivo y la palma representan el título de la

Reglamento de Régimen Interno

4

Hermandad; las siete colinas nuestro espíritu eclesial y el bosque representa a Don Bosco, por nuestra vinculación a la Sociedad Salesiana. Regla 3ª.- Insignias de la Hermandad. Las insignias de la Hermandad las constituyen: a) El Estandarte que representa a la Corporación, que es una bandera recogida alrededor de un asta, ostentando sobre la misma, bordado, el escudo de la Hermandad. Por su importancia figurará siempre en lugar preferente, en actos corporativos asistido por hermanos que le den guardia y honor. b) La Medalla y el Cordón, que ostentarán los hermanos en las ocasiones que en estas Reglas se indiquen, y que serán: la primera de metal plateado de 65mm. de alto y 55 mm. de ancho, figurando en el anverso el escudo de la Hermandad y en el reverso “Hermandad Salesiana de la Entrada Triunfal-La Línea”, el nombre del propietario o, en su defecto, las iniciales, y la fecha de ingreso. El segundo, del que penderá aquella, está constituido por un cordón con los colores rojo y blanco, trenzados con sus correspondientes pasadores. Regla 4ª.- Finalidad de la Hermandad. La Hermandad Salesiana de Penitencia y Cofradía de Nazarenos de la Entrada Triunfal de Jesús en Jerusalem y María Santísima de la Alegría, Madre de la Iglesia y Auxilio de los Cristianos, erigida canónicamente en la Capilla Semipública “María Auxiliadora” del Colegio Salesiano “San Juan Bosco”, ubicado en la Parroquia de Santiago Apóstol de La Línea de la Concepción, tendrá como propios los siguientes fines: a) Dar culto público y solemne a Dios y a su Santísima Madre, bajo las advocaciones que se contemplan en el título de la Hermandad. b) Atender de manera prioritaria la formación permanente de una conciencia cristiana en sus hermanos. c) Colaborar con la Diócesis, la Parroquia y el Colegio Salesiano en las líneas pastorales que le sean encomendadas, integrándose en las estructuras de las mismas a través de sus Consejos. d) Llevar a cabo un apostolado social, de acuerdo con sus posibilidades y las necesidades del ámbito en donde habitualmente se desenvuelve la Hermandad Regla 5ª.- Fines de la Hermandad. Esta Hermandad tiene como fin promover el ejercicio de la Caridad cristiana y para ello: a) Fomentar los vínculos fraternos entre sus miembros, desarrollando una labor de asistencia y protección. b) Promover relaciones con otras Hermandades, Cofradías y Asociaciones Religiosas. c) Desarrollar obras de promoción religiosa, cultural y social. Capítulo II DE LOS MIEMBROS DE LA HERMANDAD. Regla 6ª.- Solicitud de ingreso en la Hermandad. Son miembros de esta Hermandad aquellos bautizados, que de conformidad con lo ordenado en el Cap. 4º Art. 6º de nuestros Estatutos y Reglas, soliciten su ingreso y esto les sea concedido. Considerando que el ingreso en la Hermandad y el ser hermano es una decisión libre y consciente, que conlleva un grado de compromiso, las personas que reuniendo las condiciones necesarias
Reglamento de Régimen Interno
5

deseen ingresar en esta Hermandad elevarán solicitud a la Junta de Gobierno, según modelo facilitado. Regla 7ª.- Aprobación de ingreso en la Hermandad. Las solicitudes que se reciban deberán ser informadas por el Fiscal y sometidas a la resolución de la Junta de Gobierno. Resuelta la solicitud, se le comunicará por el Secretario al solicitante. Regla 8ª.- Imposición de medallas de la Hermandad. El nuevo hermano recibirá el cordón y la medalla delante de las Sagradas Imágenes Titulares, en la Fiesta de Cristo Rey, en el Tríduo de Cuaresma o en los actos que se celebran la víspera del Domingo de Ramos. Regla 9ª.- Alta de un hermano. Una vez aceptado el nuevo hermano, el Secretario lo asentará en el libro de hermanos, donde constará su fecha de ingreso y su condición de pertenencia a la Comunidad Cristiana. Regla 10ª.- Derecho de voz y voto. Todos los hermanos mayores de edad tienen derecho a asistir con voz a los Cabildos Ordinarios y Extraordinarios a los cuales sean citados de acuerdo con los Estatutos, ejerciendo su derecho a voto, sólo, aquellos que tengan al menos un año de antigüedad en la Hermandad. Regla 11ª.- Derecho de uso de las instalaciones. Todos los hermanos tienen derecho a utilizar y disfrutar de las instalaciones y servicios de la Hermandad de acuerdo con las disposiciones de la Junta de Gobierno. Regla 12ª.- Derecho de ostentar la medalla de la Hermandad. Todos los hermanos tienen derecho a ostentar el cordón y la medalla de la Cofradía. Regla 13ª.- Conducta de los hermanos. Cuidarán mucho los hermanos de inspirar toda su conducta en las normas de caridad, humildad y sencillez cristiana, nota espiritual de los mismos, y asumir como tarea específica de su vida cristiana el cumplimiento de estas Reglas. Regla 14ª.- Obligaciones de los hermanos. Serán obligaciones de los hermanos: a) Aceptar y cumplir los presentes Estatutos y los acuerdos de Junta de Gobierno y de Cabildos. b) Mantener un nivel básico de vida y práctica cristiana, de justicia y de honradez ciudadana. c) Asistir a cuantos cultos y actos se organicen, así como a los Cabildos que se convoquen si reúne las condiciones para ello. d) Colaborar en el mantenimiento de la Hermandad con una aportación económica mensual voluntaria o la mínima fijada por la Junta de Gobierno (aprobada en Cabildo Ordinario).

Regla 15ª.- Estación de Penitencia.

Reglamento de Régimen Interno

6

Todos los Hermanos, cualquiera que sea su edad, podrán acompañar a nuestras Sagradas Imágenes, haciendo Estación de Penitencia en el día que señala nuestros Estatutos en el Cap. 2º Art. 2º, vistiendo la indumentaria cofrade y cumpliendo las prescripciones que se detallan. Regla 16ª.- Uniformidad de los hermanos para la Estación de Penitencia. Los hermanos nazarenos vestirán túnica en raso blanco sin cola, botonadura en rojo, antifaz de igual color que la túnica con la Cruz de Santiago en rojo, siendo el capirote de 56 cm de alto; capa de raso rojo con el escudo de la Hermandad en el lado izquierdo de la misma y zapatos oscuros. Como ceñidor de la túnica, un fajín de raso rojo de 10 cm. Los hermanos nazarenos menores de seis años quedarán exentos, de forma voluntaria, del uso del capirote y del antifaz, debiendo cumplir con el resto de las normas relativas a la indumentaria. Además, todos los hermanos llevarán cubiertas las manos con guantes blancos. Al cuello y bajo la túnica, será obligatorio que los hermanos ostenten el cordón y la medalla de la Hermandad. Los hermanos costaleros vestirán pantalón blanco, calcetines blancos, faja blanca y zapatillas blancas. La camisa y la sudadera serán del mismo color y luciendo sólo algún anagrama que cuente con la aprobación, anticipada, de la Hermandad y del Capataz. Regla 17ª.- Solicitud de insignia. Podrán solicitar portar insignia en el Cortejo, aquellos hermanos que teniendo, al menos, un año de antigüedad en la Hermandad, tengan cumplidos los dieciséis años. Las solicitudes se presentarán en la Secretaría de la Hermandad y el Fiscal de la Hermandad otorgará las insignias por riguroso orden de antigüedad. Una vez decidido el cuadrante de insignias, se publicará en el tablón de anuncios de la secretaría para que los hermanos elegidos puedan retirar su correspondiente papeleta de sitio. Regla 18ª.- Normas de la Estación de Penitencia. El hermano estará en la Capilla a la hora que cada año determine la Junta de Gobierno. Presentará su papeleta de sitio para recibir la palma o el olivo, la insignia, etc… y esperará a que se pase lista de la Cofradía para colocarse en el lugar que se le indique. Una vez situados todos los hermanos que han de realizar la Estación de Penitencia, rezarán ante las Sagradas Imágenes Titulares. Una vez ocupado su sitio, el hermano no lo dejará en toda la Estación de Penitencia. En caso de cualquier indisposición momentánea, hará una indicación al diputado o al Fiscal, el cuál autorizará o no el abandono momentáneo o definitivo del cortejo, debiendo en este último caso, despojarse inmediatamente de la indumentaria. Durante el curso de la procesión, los hermanos están obligados a obedecer los mandatos del Fiscal o de los Diputados, que son los encargados del orden y marcha de la Cofradía. Asimismo,

Reglamento de Régimen Interno

7

están obligados a descubrirse cuando así les sea requerido por el Director Espiritual, el Hermano Mayor, el Fiscal o los Diputados. Así mismo, los hermanos que asistan a la Estación de Penitencia deberán guardar en todo momento la compostura y seriedad propia. Regla 19ª.- Papeleta de Sitio. La papeleta de sitio, que deberá ir firmada por el Fiscal, se entregará al hermano con la anticipación requerida. Regla 20ª.- Fiscales auxiliares. Podrán existir, a criterio del Fiscal de la Hermandad, los siguientes fiscales auxiliares para la Estación de Penitencia: Fiscal de Cruz de Guía, Fiscal de Enlace, Fiscal de Paso… Las competencias asignadas a dichos fiscales serán aquellas que estimen oportunas el Fiscal y la Junta de Gobierno. Regla 21ª.- Aportación económica. Es obligación de todos los hermanos colaborar con las necesidades de la misma, sufragando la aportación económica que cada uno se hubiese comprometido, y en todo caso, la mínima que la Hermandad tenga establecida, contribuyendo, además, en cuantía voluntaria, al sostenimiento de las obras asistenciales y de promoción religiosa, cultural y social que se efectúen o se mantengan en la medida de sus posibilidades económicas y según su conciencia, respondiendo a los requerimientos que les sean hechos por la Junta de Gobierno para la ejecución de los acuerdos adoptados en Cabildo General, en función de los mismos criterios. Regla 22ª.- Falta y sanciones durante la Estación de Penitencia. Si, lo que no es de esperar, algún hermano faltase al cumplimiento de las Ordenanzas, además de la falta en la que incurre, el Fiscal, tiene derecho a pedirle la papeleta de sitio para tener conocimiento exacto de su persona. En todo caso deberá dar cuenta a la Junta de Gobierno para que proceda según estas reglas. Regla 23ª.- Baja de la Hermandad. Causará baja como hermano el que se encuentre en alguno de los supuestos previstos en el Cap. 3º Art. 5º de nuestros Estatutos, de acuerdo con el canon 316/2º y 316/1º. Regla 24ª.- Tipos de faltas. Atendiendo al espíritu evangélico, si un hermano comete alguna falta se le llamará por el Hermano Mayor y Director Espiritual, y en fraternal diálogo esclarecerá los hechos y se le corregirá de la falta cometida. En caso de obstinación pertinaz, se procederá a abrir el oportuno expediente, que se sancionará conforme se dispone más adelante.

Regla 25ª.- Clasificación de las faltas. Las faltas se clasificarán en leves y graves.
Reglamento de Régimen Interno
8

Faltas leves: Se considerarán faltas leves las infracciones de estas Reglas o el incumplimiento de los acuerdos tomados en Cabildos Generales o de la Junta de Gobierno, no comprendidas en la clasificación de graves. Faltas graves: Son faltas graves, la conducta pública contraria a la moral cristiana, la infidelidad en el ejercicio de un cargo, disponer de fondos de la Hermandad con fines lucrativos. Tienen el mismo carácter de incumplimiento, en materia trascendental, a Juicio de la Junta de Gobierno, de lo acordado en Cabildo General de Hermanos, y cualquier otro acto que, del contexto de estas Reglas, resulte acreedor de tal clasificación. Regla 26ª.- Sanciones para las faltas leves. a) Con la suspensión de los derechos de hermanos por 6 meses. b) Con la privación de salir en la inmediata Estación de Penitencia. Regla 27ª.- Sanciones para las faltas graves. a) Con la separación forzosa temporal de un año. b) Con la inhabilitación total o indefinida para ejercer cargo alguno dentro de la Hermandad. c) Con la separación definitiva de la Hermandad. Regla 28ª.- Apertura de expediente. Para la sanción de las faltas graves se abrirá un expediente, previo acuerdo de la Junta de Gobierno, en el que intervendrá el Director Espiritual, el Hermano Mayor, el Vice-Hermano Mayor y el Fiscal, actuando de Secretario de esta comisión el que lo sea de la Cofradía, todos ellos con voz y voto. Dicho expediente comenzará de oficio al tener conocimiento la Junta de Gobierno de actos de algún hermano, que deban ser acreedores a las sanciones previstas en estas Reglas o por denuncia firmada por otro hermano. En todo caso, se oirá al hermano expedientado, y tras los trámites probatorios oportunos y extender la comisión su propuesta de resoluciones, le dará traslado al hermano interesado para que pueda evacuar el descargo consiguiente que se elevará al Delegado Episcopal para las Hermandades y Cofradías. El expediente se substanciará inspirado, así como todo acto del mismo, en las normas de caridad que deben presidir la conducta de los miembros de esta Cofradía. Una vez ultimado, se elevará a la Junta de Gobierno para que decida en todo caso, menos aquellos en los que la sanción aplicable sea la separación definitiva del expedientado, en que se elevará al Ordinario de la Diócesis, para que, con su superior criterio, resuelva.

En estos casos, se aplicará la separación transitoria de la Hermandad mientras dure el proceso.
Reglamento de Régimen Interno
9

Regla 29ª.- Descubierto y morosidad en la aportación voluntaria. Cuando un hermano se encuentre al descubierto en el pago de la aportación voluntaria durante un año, se le requerirá por el Fiscal para que se ponga al corriente en el plazo de un mes, previniéndole de que en caso de persistir en su actitud, se podrá acordar la separación definitiva de la Cofradía, advirtiéndole, igualmente, que si su situación económica no le permite afrontar las obligaciones contraídas se lo exponga al Hermano Mayor o como delegado de éste al Fiscal, quienes, si estiman justificada la causa alegada, podrán dispensar del pago de las cuotas y demás obligaciones económicas al hermano incluso en morosidad, temporal o definitiva. Además, deberán guardar absoluta reserva de cuanto les tenga expuesto el hermano que se trate. Caso de que, ante el requerimiento, el hermano moroso no se ponga al corriente, ni justifique la razón del impago, la Junta de Gobierno, sin más trámites, acordarán la separación definitiva. A pesar de ello, y si posteriormente, el hermano separado por el motivo anterior ofreciese el pago de cuantas cuotas correspondiesen al período comprendido entre el primer recibo que dejó impagado y la fecha en que se produzca este ofrecimiento, la Junta de Gobierno podrá readmitirlo. Capítulo III LOS ÓRGANOS DE GOBIERNO DE LA HERMANDAD. Regla 30ª.- Cabildo General. La Hermandad estará regida por los Cabildo General, los cuales conformarán sus actuaciones a las prescripciones contenidas en las presentes Reglas. Los Cabildos Generales son las reuniones de todos los hermanos, con derecho a voz y voto, constituidos en órgano deliberante y ejecutivo, que ostenta la plena soberanía con la debida sujeción a estas Reglas y a cuantas disposiciones les sean aplicables. Regla 31ª.- Cabildo General Ordinario. Se celebrará cada año siguiendo el mismo procedimiento que el de Cabildo General de Elecciones. En dicho Cabildo, la Junta informará de las actividades realizadas en el año, así como del estado de cuentas. Ambos informes deberán ser ratificadas por los hermanos para proceder a su envío al Director del Secretariado Diocesano para las Hermandades y Cofradías, como es preceptivo en el Cap. 5, Art. 15. de nuestros Estatutos. Regla 32ª.- Cabildo General de Elecciones. En él se elegirá la/las candidatura/-as presentadas en lista cerrada y completa, encabezada por el candidato a Hermano Mayor, sin expresión de los oficios que ocuparán cada miembro, según el Cap. 8, Art. 24 de nuestros Estatutos y Reglas.

Regla 33ª.- Cabildo General Extraordinario. Los Cabildos Generales Extraordinarios se celebrarán siempre que haya justa causa a juicio del Hermano Mayor, o si así lo acordase la Junta de Gobierno, o si lo solicitase por escrito un número de hermanos no menor al 15%, que tenga derecho a voto en los Cabildos Generales, expresando en su solicitud el motivo en el que se fundamenta su petición.

Reglamento de Régimen Interno

10

No obstante, es necesaria la presencia de al menos un 10% de los hermanos firmantes en primera convocatoria, y un 5% en segunda convocatoria. Además, cuando el Cabildo General Extraordinario sea solicitado por los hermanos, será preciso la presencia del 75% de los solicitantes para la celebración del Cabildo, según el Cap. 6, Art. 17 de nuestro Estatutos y Reglas. De su convocatoria, en todo caso, habrá de darse cuenta, por escrito, a la autoridad eclesiástica. Regla 34ª.- Citación para los Cabildos. Para la celebración de los Cabildos Generales, tanto Ordinarios como Extraordinarios, así como del Cabildo de Elecciones, se citará personalmente al Director Espiritual y a todos los hermanos, con derecho a voto, por medio de la prensa local y por citación personal, haciéndose constar la fecha, hora y lugar, así como el Orden del Día, según el Cap. 5, Art. 9 de nuestro Estatutos y Reglas. Regla 35ª.- Orden del Día para el Cabildo General Ordinario. El Cabildo General Ordinario tendrá el siguiente Orden del Día: 1º.- Oración inicial. 2º.- Lectura y aprobación, si procede, del acta del Cabildo anterior. 3º.- Lectura y aprobación, si procede, de la memoria informativa de actividades. 4º.- Lectura y aprobación, si procede, del proyecto anual de actividades. 5º.- Aprobación, si procede, del estado de cuentas correspondiente y del resumen general de ingresos y gastos habidos, así como del presupuesto para el ejercicio siguiente. 6º.- Aprobación del acta del Cabildo celebrado Regla 36ª.- Orden del Día para el Cabildo General Extraordinario. En los Cabildos Generales Extraordinarios, se tratarán en exclusiva los puntos establecidos en el orden del día de la convocatoria, no pudiéndose tratar ninguna otra cuestión. Regla 37ª.- Orden del protocolo para los actos. En todos los Cabildos Generales Ordinarios, Extraordinarios y de Elecciones, se seguirá el siguiente orden: Puestos los hermanos de pie, el Director Espiritual o, en su defecto, el Hermano Mayor o quien, conforme estas Reglas, lo sustituya, dirigirá el rezo del Padrenuestro. Tras ello, sentados todos, el Secretario leerá el Acta del Cabildo anterior y, una vez aprobada o ratificada convenientemente, se irá dando cuenta, sucesivamente, de los asuntos objeto del Cabildo, dirigiendo siempre el desenvolvimiento de la reunión, El Hermano Mayor o su sustituto. En las discusiones, además de guardarse el respeto y caridad que como hermanos se deben unos a otros, se abstendrán de proferir expresión alguna impropia de una reunión de cofrades. La violación de estas normas se sanciona por el procedimiento establecido en estas Reglas, como falta grave. Regla 38ª.- Votaciones.
Reglamento de Régimen Interno
11

En todos los Cabildos, para llegar a la resolución de un asunto en que existan discrepancias, se precisará la votación. Esta será ordinaria nominal, a mano alzada, o por escrito, en aquellos casos en que a juicio de la Junta de Gobierno, se estime necesario el secreto del voto depositado. La mayoría estará constituida por la mitad mas uno de la suma de los votos depositados y que lo haya sido en sentido afirmativo o negativo, no computándose los que sean en blanco, que se considerarán como abstenciones. En caso de igualdad, resolverá el voto emitido del Hermano Mayor o de su sustituto, que será considerado como “voto de calidad”. Regla 39ª.- Junta de Gobierno. La reunión de los miembros de la Junta de Gobierno está constituida en órgano deliberante y ejecutivo para dirigir, administrar y gobernar a la Hermandad con sujeción, en todo caso, a los acuerdos del Cabildo General Ordinario o Extraordinario, y sin prejuicio de aquellas decisiones que a éste le están atribuidas y de conformidad, en todo caso, con lo que disponen las Reglas. Regla 40ª.- Periodicidad de las Juntas de Gobierno. La Junta de Gobierno se celebrará una vez al mes, con carácter ordinario, en la fecha que acuerde el Hermano Mayor. Con independencia de ello, podrán celebrarse otras extraordinarias por decisión del propio Hermano Mayor o a petición motivada y firmada por tres miembros de la Junta de Gobierno. Regla 41ª.- Citación para las Juntas de Gobierno. Se citará con antelación suficiente y, en todo caso, por cédula personal, a todos los miembros de la Junta de Gobierno, así como al Director Espiritual, debiendo como mínimo citarse con 48 horas de anticipación. Regla 42ª.- Trabajo de la Junta de Gobierno. La Junta de Gobierno resolverá los asuntos de trámite al mismo sometidos y aquellos otros de carácter extraordinario que por su urgencia no admiten espera hasta un Cabildo General Ordinario, sin prejuicio de dar cuenta a éste de la resolución adoptada. Regla 43ª.- Labor de la Junta de Gobierno. La Junta de Gobierno estudiará cuantas iniciativas se produzcan dentro de la misma o le sean trasladadas por otros miembros de la Hermandad sobre reformas y otros asuntos de cualquier índole y, una vez decidido acuerdo favorable, será presentada a los hermanos reunidos en Cabildo General Ordinario o Extraordinario, según corresponda para la resolución definitiva que proceda. Regla 44ª.- Competencias de la Junta de Gobierno. Competen a la Junta de Gobierno cuantas facultades se deriven del contexto de nuestras Reglas y Estatutos. Regla 45ª.- Presidencia de la Junta de Gobierno. La Junta de Gobierno en sus reuniones no guardará otro orden de preferencia que el de la Mesa. En el Centro de la cual se colocará el Hermano Mayor junto con el Director Espiritual y a la izquierda el Vice-Hermano Mayor, ocupando el lateral derecho el Tesorero y el izquierdo el Secretario. Todos los demás cargos se colocarán indistintamente en los demás lugares de la sala de Cabildos, sin otra preelección entre ellos.

Reglamento de Régimen Interno

12

Regla 46ª.- Desarrollo de la Junta de Gobierno. La Junta de Gobierno se desarrollará conforme a las normas establecidas precedentemente para los Cabildos Generales. Al comenzar se tendrá unos minutos de reflexión espiritual o formativa a cargo del Director Espiritual o quien le sustituya. Regla 47ª.- Cargos de la Junta de Gobierno. La competencia de los cargos de la Junta de Gobierno están recogidos en el Cap. 11, Art. 52 al 59 de nuestros Estatutos. Regla 48ª.- Cese de cargos de la Junta de Gobierno. Durante el tiempo en que un hermano se encuentre sometido a sanción, no podrá ostentar cargo alguno en la Junta de Gobierno. Regla 49ª.- Concesión de distinciones honoríficas. La Junta de Gobierno, como premio a la labor en beneficio de la Hermandad, concederá el “Premio Luminaria” y la “Primera Levantá”, previa consulta a la autoridad eclesiástica, a aquellos hermanos que, a su juicio, sean merecedores de ello, cuyo nombramiento quedará a juicio de la Junta de Gobierno, mediante votación y aprobación por mayoría absoluta. Regla 50ª.- Junta Auxiliar. El Hermano Mayor de acuerdo con la Junta de Gobierno, podrá nombrar hasta un máximo de 14 miembros entre los hermanos, los cuales integrarán una Junta Auxiliar y tendrán el cometido de ayudar a la Junta de Gobierno en las misiones que se les señalen. Los miembros de esta Junta de Auxiliar no tendrán derecho a asistir a la Junta de Gobierno y sólo serán ejecutores de las directrices que se les hayan marcado. Regla 51ª.- Carácter de la Junta de Gobierno. Los miembros de la Junta de Gobierno guardarán secreto de las deliberaciones, así como de las posibles diversidades que se manifiesten en el curso de la reunión. Procurarán siempre guardar la unidad como signo de la presencia del Señor entre ellos. Capítulo IV DE LOS ACTOS DE CULTO.

Regla 52ª.- Santa Misa. La Santa Misa ha de ser el centro y culmen de todo culto, y hacia una plena participación de todos los hermanos en ella deben estar orientados todos los actos de culto que organice la Hermandad, especialmente los anuales del Señor y la Santísima Virgen. Regla 53ª.- Pasaje evangélico de nuestra Hermandad. Nuestra Hermandad conmemora y celebra el momento en que Nuestro Señor Jesucristo hizo su Entrada Triunfal en Jerusalem, siendo aclamado como Rey y Señor como recogen los Santos
Reglamento de Régimen Interno
13

Evangelios (Lucas 19, 29-44). Igualmente, conmemora la solemnidad de Jesucristo Rey del Universo (que se celebra el último Domingo del Tiempo Ordinario) para cuya conmemoración se realizará un triduo. Regla 54ª.- María, Nuestra Señora de la Alegría. Ponemos a nuestra Hermandad bajo la protección especial de María Santísima, Madre de Jesucristo, a la cual profesamos verdadera y fiel devoción bajo el título de Nuestra Señora de la Alegría, pues Ella fue la primera en conocer y recibir el Misterio de nuestra Redención por anuncio del Ángel (Lucas 1, 26-38) convirtiéndose en Madre de la Iglesia y Auxilio de los Cristianos (Conc. Vat. II; L.G. 62). Por ello celebramos su fiesta el día 8 de Septiembre, Solemnidad de su Natividad. Regla 55ª.- Misa Mensual de Hermandad. Cada mes se celebrará una Eucaristía en la Capilla Semipública de María Auxiliadora con asistencia corporativa de los hermanos, por tratarse de una Santa Misa de Hermandad. Regla 56ª.- Otras festividades. Los días 31 de Enero y 24 de Mayo de cada año la Hermandad celebrará corporativamente la festividad de San Juan Bosco y de María Auxiliadora respectivamente, asistiendo a las Eucaristías, así como a todos los actos que se celebren por nuestra esencia y vinculación con la Congregación Salesiana. Regla 57ª.- Estación de Penitencia. La Estación de Penitencia es un acto de culto corporativo de la Hermandad que tiene por objeto acudir al Santuario de Nuestra Patrona, la Inmaculada Concepción, acompañando a las Sagradas Imágenes en oración, sacrificio y austeridad, uniéndose a Cristo en su Entrada Triunfal en Jerusalem. En consecuencia, y siguiendo esta Hermandad Salesiana de Penitencia y Cofradía de Nazarenos su tradicional y piadosa práctica, hará en el Domingo de Ramos de cada año su acostumbrada Estación de Penitencia, acompañando a sus Sagradas Imágenes. Regla 58ª.- Participación en la Estación de Penitencia. Para su participación en dicho acto procesional, los cofrades se atendrán a lo previsto en las Reglas y Estatutos de esta Hermandad. Regla 59ª.- Traslado de las imágenes. Queda terminantemente prohibido sacar de la Capilla de esta Hermandad las Sagradas Imágenes Titulares, con excepción de los casos previstos en estas Reglas. Fuera de ellos, sólo podrá hacerse con motivo excepcional y justificado, previo acuerdo de la Junta de Gobierno y consiguiendo la oportuna autorización de la autoridad eclesiástica. Capítulo V DEL EJERCICIO DE LA CARIDAD. Regla 60ª.- Deber de asistir a los hermanos. La Corporación cuidará solícitamente, a través de sus miembros y especialmente de la Junta de Gobierno y su Vocal de Caridad, de asistir en sus necesidades espirituales y materiales a todos los hermanos.
Reglamento de Régimen Interno
14

A este fin, el Vocal de Caridad estará encargado de estudiar, en lo posible, la situación de los hermanos para promover, en los casos de necesidad, la solución y remedio de dichas necesidades por la Hermandad o a través de la misma, en cuanto sea factible. Regla 61ª.- Solicitud de ayuda. Se recomienda a los hermanos que atraviesen por circunstancias difíciles de cualquier índole, acudan con cristiana libertad a la Hermandad, para que ésta intente encontrar solución a sus problemas. Regla 62ª.- Enfermedad o dificultad de algún hermano. Si algún hermano estuviese aquejado de alguna enfermedad o dolencia y llegara a conocimiento de los demás, se recomienda realmente a éstos, especialmente a los miembros de la Junta de Gobierno, que le visiten y, si es preciso, le asistan con su aportación personal; y de ser viable, si ello es necesario, económicamente y muy fundamentalmente rueguen a nuestro Señor Jesucristo en su Entrada Triunfal en Jerusalem para que, por la poderosa mediación de María Santísima de la Alegría, Madre de la Iglesia y Auxiliadora de los Cristianos, le conceda lo que más le conviniese. Regla 63ª.- Fallecimiento de algún hermano. Igualmente, se interesa de todos los hermanos que al tener conocimiento del fallecimiento de algún hermano, con independencia de asistir, si puede, a los sufragios que en observancia de lo que previenen estas Reglas, la Hermandad ofrezca por él, encomienden su alma al Señor para que cuanto antes la reciba en el gozo eterno. Como signo de recuerdo y homenaje a los hermanos fallecidos durante el año, la Hermandad establece portar luto durante su Estación de Penitencia. Si el fallecido es el Hermano Mayor en activo, su vara irá en el frontal del Paso de Nuestro Señor, y la Bandera del Cuerpo de Nazarenos portará crespón negro. Si el fallecido es un miembro de la Junta de Gobierno o un hermano costalero, el Paso de Nuestro Señor y la Bandera del Cuerpo de Nazarenos portarán crespón negro. Si el fallecido es un hermano nazareno, la Bandera del Cuerpo de Nazarenos portará crespón negro.

Si ocurriese algún otro fallecimiento que por la especial vinculación con nuestra Hermandad mereciera ostentar este signo externo, la Junta de Gobierno tiene la potestad de establecer la modalidad de este luto. Regla 64ª.- Relaciones con otras Hermandades. Esta Hermandad, deseosa de responder al espíritu cristiano que inspira su fundación, quiere basar sus relaciones con las restantes Entidades, Cofradías, Hermandades y Asociaciones en la humildad y caridad.

Reglamento de Régimen Interno

15

A este respecto, quiere promover fraternos contactos con ellas y se propone asistirlas, en cuanto le sea factible, en sus necesidades, celebrar sus alegrías y exaltaciones como propias y acudir con confianza cristiana a ellas cuando precise de su colaboración, ayuda o asistencia. Regla 65ª.- Vinculación con la Congregación Salesiana. Del mismo modo, al ostentar en el título de esta Hermandad el nombre de “Salesiana”, continuará manteniendo los vínculos que le han unido a la Congregación Salesiana, invitando a la comunidad linense a todos los actos solemnes que la Hermandad celebre y sosteniendo, a través de la Junta de Gobierno, cuantos contactos estime oportunos. Regla 66ª.- Relación con la Parroquia de Santiago Apóstol. En atención a estar erigida canónicamente en la feligresía de la Parroquia de Santiago Apóstol de La Línea de la Concepción, la Hermandad fomentará relaciones con la misma y con cuantas Asociaciones, Cofradías, Hermandades y Organizaciones se encuentren en el territorio de ella. Capítulo VI PATRIMONIO, RECURSOS Y ADMINISTRACIÓN DE LA HERMANDAD. Regla 67ª.- Patrimonio de la Hermandad. El patrimonio de la Hermandad se integra por cuantos bienes, derechos y acciones le pertenecen, y se acrecentará con lo que, por cualquier título, adquiera en lo sucesivo. Todo ello se reflejará en el Libro de Inventario que llevará el Mayordomo de acuerdo con las obligaciones del mismo, establecidas en estas Reglas, y en el que anualmente se anotarán las modificaciones por altas y bajas que se hayan producido en el ejercicio, consignando sus respectivas causas. Regla 68ª.- Ingresos económicos de la Hermandad. La hacienda de la Hermandad se nutrirá, en primer lugar, con las aportaciones voluntarias de los hermanos, que serán satisfechas mensual o anualmente, según deseos de los mismos, y en cuantía que será determinada por la Junta de Gobierno y aprobada en Cabildo General Ordinario. Regla 69ª.- Donativos que se reciban para un fin. Aquellos donativos que la Hermandad reciba para una finalidad determinada, si se aceptan por la Junta de Gobierno, se destinarán exclusivamente al fin para el que han sido donados. En otro caso, no podrán aceptarse. Regla 70ª.- Ejercicio económico. El ejercicio económico de la Hermandad se realizará según lo provisto en el Cap. 12, Art. 70 de nuestros Estatutos y Reglas. Regla 71ª.- Destino de los fondos de la Hermandad. Los fondos de la Hermandad se destinarán, en primer lugar, a sufragar los gastos de culto previstos en nuestras Reglas, a la satisfacción de las obligaciones ordinarias, a las atenciones o reformas o innovaciones que de conformidad con las mismas se acuerden.

Reglamento de Régimen Interno

16

Se exceptúan de esta norma general, como ha quedado expresado anteriormente, las aportaciones que se reciban para un fin determinado y sean aceptadas con tal carácter por la Junta de Gobierno. Regla 72ª.- Alhajas y joyas de la Hermandad. Dentro de la humildad y sencillez que caracteriza a esta Hermandad, el Mayordomo con autorización de la Junta de Gobierno dispondrá de las alhajas y joyas que portarán las Imágenes Titulares. Regla 73ª.- Caja de contabilidad. Solamente existirá una caja: la general de la Hermandad. Capítulo VII DE LAS OBLIGACIONES DE LA HERMANDAD. Regla 74ª.- Fiesta del Corpus Christi e Inmaculada. Esta Hermandad se obliga a asistir como tal a la procesión del Santísimo Corpus Christi y a la procesión de la Inmaculada Concepción, Patrona de nuestra ciudad, y a cuantas mande concurrir el Ordinario y la Junta Local de HH. y CC. a la cual pertenecemos. Regla 75ª.- Modificaciones de este Reglamento. La Hermandad queda sujeta al cumplimiento de estas Reglas, que no podrán modificarse lo más mínimo sin previo acuerdo de la Hermandad reunida en Cabildo General Ordinario o Extraordinario, que a dicho fin se convoque y celebre. Regla 76ª.- Su Santidad el Papa y su magisterio. Esta Hermandad se obliga especialmente a obedecer y acatar los mandamientos, órdenes o inspiraciones de su Santidad el Papa y a defender con todas sus posibilidades y con las personas de sus miembros, las enseñanzas que emanen de su Magisterio infalible. Capítulo VIII DISPOSICIONES FINALES. Regla 77ª.- Peligro de extinción de la Hermandad. Si la Hermandad decayese hasta el extremo de que sólo quedase un hermano incorporado a la misma, en él recaerán los derechos de todos, subsistiendo la Hermandad. Regla 78ª.- Disolución. En caso de disolución se seguirán las normas prescritas al respecto por el Código de Derecho Canónico (CIC) según el Cap. 13, Art. 72 de nuestros Estatutos y Reglas. La Línea de la Concepción a 29 de septiembre de 2007 Festividad Sts. Miguel, Gabriel y Rafael arcáng.

Reglamento de Régimen Interno

17

ANEXOS. Calendario Cabildo de Elecciones. 70 días antes 60 días antes 50 días antes 48 días antes 46 días antes 40 días antes 36 días antes 34 días antes 32 días antes 30 días antes 22 días antes 20 días antes 15 días antes Día de Cabildo Censo remitido con apellidos, nombre, domicilio, fecha de nacimiento y fecha de alta. Publicación del Censo. Presentación de candidaturas en la Hermandad. Fin de estudio de las candidaturas. Fin de plazo de las reclamaciones de las candidaturas. Fin de plazo reclamaciones al Censo de Elecciones. Fin de plazo para reemplazar los miembros en las candidaturas no aprobadas. Fin de plazo de reclamaciones ante el Director del Secretariado Diocesano. Fin de plazo del envío de recurso al Director del Secretariado Diocesano. Solicitud del Cabildo al Secretariado Diocesano. Fin de plazo de contestación inapelable del Delegado Episcopal. Aviso a los hermanos de la celebración del Cabildo de Elecciones. Publicación en la Hermandad de las listas electorales. Constitución de la mesa entre 8 y 3 horas para realizar el derecho de sufragio.

Reglamento de Régimen Interno

18

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful