Está en la página 1de 6

1

ESCRIBAMOS A: Lucio García Blanco

Prisión de C.P. Topas Ctra Xixón-Sevilla Km 313 37799 Topas, SALAMANCA Vecino de: Asturies, Cumpleaños: 25 Octubre, Preso desde: 2007.

Nací el 25 de octubre de 1950 en Santa Eufemia del Arroyo, Valladolid. Con ocho años nos trasladamos a Avilés. De familia campesina, mi padre comienza a trabajar en Ensidesa. Yo a los 16 dejo los estudios y entro a trabajar en un taller de reparación de coches. Tomo pronto conciencia de clase por la explotación y opresión que vivo, y por mi padre, pronto proletarizado y con una conciencia que siempre nos trasladó como enorme ejemplo. En 1975 me traslado a Buenos Aires con otros dos amigos en busca de una vida mejor. Consigo colocarme de mecánico de autos. A los 5 meses emprendemos camino a otros países, pues Argentina también estaba tocada por la falta de trabajo para los humildes y obreros y el lujo y descontrol para los ricos. Vamos país a país hasta llegar a Venezuela en una especie de “ruta del Che”, donde tampoco nos sale nada y estábamos ya sin un céntimo. En esa, la policía nos para en Caracas en un control y como teníamos la visa caducada, nos expulsan a Colombia. En Bogotá me coloqué de nuevo en un taller de reparación de coches. Regreso con mayor conciencia de lo que es la explotación y con muchas experiencias enriquecedoras. Me instalo en Pontedeume en febrero de 1976, donde ya mi familia se había trasladado hace unas semanas por el trabajo de mi padre como obrero en la construcción de la macrocentral eléctrica de As Pontes. Entro yo también a trabajar ahí, unas obras con gran efervescencia política, trasladable al nivel de pelea que se vivía en todos los puntos de la península. Empezamos a celebrar huelgas proletarias, pues el nivel de problemas era grande, pero sobre todo por los muertos en la obra faraónica, que no cesaban. Con métodos independientes y asamblearios, con piquetes de extensión a otras luchas, etc. Con Comisiones de Delegados que transmitían las reivindicaciones a la dirección de la empresa y tras dicha pelea se disolvían o

A finales de 1976 se produce una redada en la que son detenidos un gran número de militantes del PCE(r) en varias ciudades gallegas. al que también le hacían la vida imposible. en Sardoma. Vigo. Congreso del PCE(r). con varias células en los astilleros y otras empresas. Varios militantes . Para cubrir caídas. Ingresé en el PCE(r) y poco después me tengo que trasladar a Vigo por un trabajo en la SEAT. las decisiones no comunicadas a los demás obreros. Desde mi trabajo en Galicia. La bañera. pero a mediados de febrero de 1977 me detienen. la entrega de sus militantes. y luego se estuvieron otros 3 días embadurnándome de cremas y pomadas para intentar tapar alguno de los golpes que tenía por todo el cuerpo. donde tanto mi familia como yo comprobamos lo que era estar fichado y controlados en corto. me llamó la atención la consecuencia de su política. cuando en la prensa de aquel entonces se le denominó “el barrio de los GRAPO”. Mismos métodos asamblearios. para evitar la represión. los torturadores más temidos por todos los antifascistas gallegos. Me torturan tan brutalmente que aprendí de memoria quiénes eran “Manolito Ribera” y el “Guapo”. Un trabajador me puso uno de sus buzos de trabajo y pude escapar del cerco. Empecé a desarrollar mi militancia en el Comité del Barrio de Traviesas. paso a ser nombrado responsable de organización del Comité nacional de Galicia. de solidaridad con esta lucha. Abundaban las ventas del “Gaceta Roja” a la puerta de las fábricas y talleres y un día en el Astillero Barreras un guardia civil pistola en mano se echa encima nuestro.. Me lleva donde el portero y van a llamar a comisaría. Volví a Asturies. Los pasos dados en esos solo 2 años desde el de reconstitución por todo el Partido hacen que su militancia crezca. independientes y de translación de la lucha. 240 interminables horas. aprovecho un pequeño instante y les pego un empujón y emprendo la huida hacia el interior de la fábrica. y a diferencia de las demás organizaciones que pululaban en ese ambiente proletario. denunció el acoso policial y los hechos. pero no tuvo ningún efecto disuasor. miles de golpes en los pies hasta dejármelos insensibles. 20 vecinos llegaron a estar presos por militancia y ya se habían inventado la coletilla de “todo es GRAPO”. compromiso y libertad de acción. no me iban a dejar trabajar políticamente ni por un segundo. diariamente. Se me encarga de labores políticas en el Comité Nacional de Galicia. la necesidad de luchar desde la clandestinidad como única salida para no ser fruto de las maniobras del Estado y para evitar todo lo posible la represión. En junio de 1977 asisto a la celebración del II. la guía telefónica golpeando en todos los miembros y sobre todo en la cabeza. Estuve en sus manos 10 días. aún de tanta y brutal represión contra nosotros. pero ya estaba apuntando a disparar. así que paso a la clandestinidad.2 renovaban para el siguiente conflicto.. Pasé a la cárcel vieja de Vigo y a los tres días exactos salí en libertad. No. Empezamos a correr. Se llega a dar la manifestación más importante en años en Vigo. pero también así se evitaban los trepas sindicales. así que paro y me detiene. para no ser detenido “cuando ellos quieran” y por la necesidad de que la dirección de la política revolucionaria siempre esté en los lugares de mayor seguridad. o nuestra importante participación en las luchas de ASCON en Vigo. Un amigo. Lo mismo estaba pasando en A Coruña. El PCE(r) allí estaba con toda su honestidad y solidaridad proletaria. Conocí a un compañero de la obra militante del PCE(r).

Poco a poco. estudiábamos. debates. creando una mini Comuna. nos formábamos. Uno de los días. Trabajamos en ello durante meses y decidimos que fueran ellos porque eran los más cualificados y preparados para reforzar y reorganizar las luchas. Al día siguiente. Llegamos a unas celdas chorreando agua y unos colchones empapados. documentos. donde nuestros camaradas desarrollaban vida en la Comuna “Carlos Marx”. más duras incluso que las de 15 meses antes. Escribíamos a solidarios y colectivos. Un médico les decía cuándo tenían que parar y cuándo podían continuar. Y los propios obreros cogieron el relevo pancartil de los militantes fichados. Pero al entrar en la cárcel de Vigo los funcionarios llamaron al director para que viera las terribles condiciones en las que me habían dejado los torturadores y se alarmó tanto que llamó a un forense. Al día siguiente. La reacción represiva por la fuga exitosa no se hizo esperar. y nosotros sin calcetines o ropa en lo más duro y pleno del invierno castellano.. claro. En la comisaría de Vigo... Quirofano. Protestaron y el grueso de la mani les echó de allí a palos. En 1979 somos trasladados de la cárcel de Vigo a la de Soria. “la mesa” (medio cuerpo fuera de la mesa soportanto durísimos golpes). nos golpean y sacan a rastras para la conducción a la cárcel de Zamora. entremezclar habilidades. La última noche me llevaron a un monte y simulaban la aplicación de la “Ley de Fugas”. donde nos tuvieron encerrados varios días. todo un regimiento de la policía. tras cacheos excesivos. además de grandes camaradas. varios camaradas del Comité Local de Vigo y varios militantes y células en A Coruña. y me ingresó en prisión. Otros 13 días de interminables torturas. armados hasta los dientes. a los familiares. Redactamos poemarios. haciéndome correr y apuntando.. y con la dialéctica para con los carceleros de nuestro “representante” Jose María Sánchez Casas.. Se extendieron nuestras consignas (no por la prensa burguesa.3 fichados por la policía portaban una pancarta que a los popes de los sindicatos antiobreros les hizo mucho daño. Ferrol y otras ciudades. aún de los muchos “testigos” que hubo. . y el 28 de abril de 1978 somos detenidos varios militantes del Comité Nacional de Galicia. y por seguridad (sólo podíamos disimular a 5 compañeros). Se aprendía a dibujar. asfixias. una vida comunista aún de estar preso por labores revolucionarias. rotura de nuestras fotos o cosas. Sí. camiones. sino por nuestro incansable trabajo) y pronto se crearon Comités de Solidaridad con ASCON y se expandió la consigna de huelga general en Vigo. Puse denuncia por las torturas. claro. hacíamos grandes amigos.. pero no tuvo ninguna trascendencia. Hacíamos trabajos manuales y cositas para vender en los círculos de solidaridad con los presos políticos. la portada del Faro de Vigo lo contaba “El PCE(r) encabeza la gran manifestación en solidaridad con ASCON”. Pero la policía seguía de cerca este enorme clima de lucha. Tardé varios meses en poder andar con normalidad debido a la gravedad de las lesiones causadas en los 13 días de tortura ininterrumpida. El 17 de diciembre de 1979 logramos la fuga de la cárcel de Zamora de un dirigente del PCE(r) y cuatro de los GRAPO. con pelea y constancia. el juez no vio nada raro. pudimos poner más orden a nuestras estancias y vidas. Helicópteros. achicharrarme los pies. que podían venir a visitarnos juntos a la misma cárcel y les ahorraba miles de pesetas. de nuevo me esperaban mis enemigos citados.

El 19 de enero de 1985. La condena no tenía precedente alguno. como la de 13 camaradas a la siniestra Herrera de la Mancha. Con otras peticiones de documentación falsa y tener en casa una botella de ácido sulfúrico. nuestro Órgano Central. como a otros 17 camaradas del PCE(r) o de los GRAPO en 7 provincias. Ingreso en Carabanchel y luego soy trasladado a la de Soria. la Asamblea de Parados de Avilés. Aún así. Al reponerme mínimamente del hospital me llevaron a Zamora. en mi ya delicada salud. donde comprobé que nos habían mentido y no cumplieron nada de lo prometido. asambleas y una continua campaña de agitación. Casi seis añitos de cárcel por semejantes acciones. para ser exactos. a los amigos. esa fue la justa consigna. Se cruzó el pino y cortamos el tráfico cerca del cementerio de Teis en Vigo. se hacían manifestaciones semanales. y claro. En agosto de 1984 doy de nuevo el paso a la clandestinidad. volcada a los obreros. hasta que decidimos emprender la huelga de hambre a tumba abierta. revientan la puerta de mi casa y me detienen. Me condenaron (es “curioso” y muy significativo) ¡por cortar un pino!. y estuve un mes sin comer. Llevaba 47 días en huelga de hambre. “Morir para sobrevivir”. Y a toda la gente que conmigo se relacionaba en Avilés. ya que habían caído muchísimos camaradas y ya tenían bastante información sobre la operación. Salí por la puerta de la cárcel y la policía ya me estaba grabando. quedando en estado comatoso. Yo inicié la huelga en el turno del 2 de mayo de 1981 y nuestro camarada Kepa murió tras 90 días el 19 de junio. sí. Los GEO me llevaron a comisaría entre fortísimos golpes. Me instalo en valencia y montamos un aparato de propaganda para elaborar el Resistencia. no fueron tan fuertes como en las ocasiones anteriores. mientras realizamos pintadas pidiendo “Libertad para todos los presos políticos”: tres años y medio de condena. en busca de solidaridad y convergencia de luchas.. Me puse en huelga de hambre otra vez. en todos mis viajes.4 Nos encerraron y aislaron 23 horas diarias. Desde esta plataforma se desarrolló un movimiento de protesta contra el paro y las críticas situaciones que creaba. me echaron seis años y medio de prisión en total. tomé contacto político con un grupo de parados que tenían idea de formar y lo hicieron. dispersión. palizas. familiares y solidarios que habían acudido a mi recibimiento. Me condenan por “Colaboración con banda armada en grado de intención”. y sumé la de sed. Y así vivimos durante largos meses. Galindo cumplió 4 años en cárceles de oro por asesinar a Lasa y Zabala. hasta que logramos hacerles retroceder.. Creamos igualmente un círculo de lectura del PCE(r). pero en estos 10 días de nuevas torturas. En toda mi vida carcelaria voy teniendo que desarrollar 23 huelgas de hambre. recuentos constantes y nocturnos. un régimen de exterminio. según los médicos del Hospital Penitenciario “a las puertas de la muerte”. Estudié en la UNED tres cursos de filosofía y salí en libertad el 22 de enero de 1984. La huelga la dejamos tras los acuerdos con Instituciones Penitenciarias de varias mejoras dignas y espacios comunales. ¿cómo se explica .

que viene desarrollando en Asturies una apreciable labor política y sindical en favor de los trabajadores”.. Sí. Garzón decretó prisión. Yo os lo explico: el número del Resistencia que estaba en el momento de las detenciones en elaboración. Vuelvo a Asturies. Largos interrogatorios. no pasó de ahí. En el verano de 1989 me integro en la Comisión de Organización del Comité Central en la clandestinidad. en Mieres (Asturies). En el juicio-farsa. Esta es la judicialización fascista y sus “condenas ejemplarizantes”. donde me habían torturado durante 168 horas. la situación política. contenía un comunicado de los GRAPO. frente al juez Garzón. Lo valoré y accedí a declarar ante una abogada de oficio. Estábamos pegando carteles del Partido cuando fuimos abordados por varios policías secretas pistola en mano “Esas siglas son de un partido ilegal” y nos llevan a la comisaria de .5 eso de “intentar colaborar”?. Me detienen en Oviedo el 10 de abril de 1990 y paso siete días incomunicado en las comisarías de esa ciudad y Madrid. los Círculos Obreros.. llevándome otros cinco días a la comisaría. pero peleamos mano a mano. le respondo “me lo ha hecho la policía durante los interrogatorios. Teníamos diferentes enfoques sobre la lucha sindical.. el mismo que también reprodujeron “El País” o el “ABC”. También era la primera vez que sucedían estas cosas en la Audiencia nacional. en donde cumpliría toda la condena. La condena por “Asociación ilícita” fue de 16 meses de prisión. Salgo el 23 de agosto de 1988 desde la cárcel de Soria. sesiones sistemáticas de tortura. y junto a otros simpatizantes del PCE(r). Le contesté que me negaba a declarar con semejante indefensión. pero yo ya llevaba 4 meses de cárcel de más cumplidos. Lo del “grado de intención” fue porque el Resistencia no llegó a salir a la calle. además los policías me han roto un diente y tengo moratones por todo el cuerpo”. Entonces. me dice con todo el cinismo que “porqué llevo el ojo derecho hinchado”. Y desde allí se impulsó por parte del PCE(r) la solidaridad con Astilleros. la huelga de hambre.. Citaban cómo el PCE(r) quería suprimir el sistema capitalista. Me hace un examen el médico forense de la Audiencia y. Salí de la cárcel de Carabanchel y a los dos meses se desató una lucha contra la reconversión en el pozo minero de Barredo. Mucha fue la solidaridad de los ámbitos obreros y solidarios de Asturies. así que de nuevo por hacer política proletaria se demostró que en España no hay libertad de reunión. y que lo haré con uno de oficio. Pero a mí por ello me condenaron a 4 años de prisión. Me sumo a la solidaridad en la lucha. organización ni expresión alguna. testificó a mi favor el Secretario General de la CSI de Asturies “Le conozco desde tiempo atrás y es un obrero honrado con conciencia de clase. realizamos una campaña para lograr la solidaridad del pueblo con los mineros. con otros casi cuatro años de cárcel a las espaldas por los hechos narrados anteriormente. y buena parte de mi actividad política la desarrollo en los locales de la CSI Corriente Sindical de Izquierdas en Gijón. este sólo me dice que no me permite la presencia de mi abogado durante la declaración ante él. mucho menos en sus comisarías. claro. Se dieron varias charlas sobre la situación de los presos políticos. nada había cambiado en el Estado español. Torturado. y me llevaron a la de Carabanchel. la cosa. y me responde que entonces autorizará una prorrogación de la “Ley Antiterrorista”.

. Sus militantes de base sí se siguieron relacionando y trabajando con nosotros. El trabajo se incrementa aún más. y el PCE(r) lo viene demostrando durante los últimos 35 años. La “Ley de Partidos”. En septiembre de 1998 se celebra en Francia el IV. y la Comisión Ejecutiva de la CSI recula y nos comunica que “lo sienten mucho pero que el acoso policial contra el sindicato es insoportable”. Congreso y asistimos a él una gran cantidad de delegados de numerosas localidades. En primavera de 1993 me incorporo a la Comisión de Organización del Comité Central en la clandestinidad y en agosto de ese año se celebra en Francia el III. Pero durante cinco días. En prisión preventiva. El seis de junio de 2007 soy detenido en Barcelona. junto a otros 3 militantes clandestinos del PCE(r). para impedir que los militantes del PCE(r) nos relacionáramos con ellos y entráramos en sus locales. Trabajábamos también con un grupo de jóvenes que se solidarizaban con los presos políticos y crearon la AFAPP de Asturies. Por desgracia el terror tuvo su victoria. estábamos presentes en muchas localidades y había que “sembrar en pequeños tiestos”. cuando desempeñaba labores de organización en el Comité General en el Interior de España. Hay futuro en la lucha. entre ellas la de nuestro Secretario General Arenas.6 Mieres. 2002. la criminalización. ¿Pruebas y fundamentos concretos?: ninguno. En 2000. con sus luces y sus sombras. pues a pesar de la brutal represión. pero aún así logramos recomponer el aparato clandestino. 2005 y 2006 se producen importantísimas detenciones de dirigentes del PCE(r). En Gijón. nos encara a unas sentencias criminales. En esos mismos tiempos la policía lleva a cabo una campaña de presión y terror contra la CSI. En la actualidad me encuentro en la cárcel de Herrera de la Mancha. ¿Ha merecido la pena? A mí no me cabe la menor duda de que ha sido la mejor opción que podía haber tomado en la vida. por lo que nos damos cuenta que se trataba unicamente de apartarnos del escenario de lucha en esos momentos decisivos. en los cuarteles de la guardia civil de Barcelona y Madrid. No me aplican la “Ley Antiterrorista”. por ser únicamente un militante comunista. con petición de condena de 14 años por la fascista Ley de Partidos. a lo largo de mis casi 60 años de edad. su prensa llegó a decir que la CSI era el sindicato de los GRAPO. Congreso del PCE(r). la ilegalización en 2003 del PCE(r). no nos torturaron mucho. Nos acusan de “pertenencia a banda armada”. y en unos meses tendrá que salir el juicio-farsa. en la resistencia. largas y por supuesto “muy democráticas”. pues llevamos más de tres años en prisión sin ser juzgados. Como nos debilitaron con importantes detenciones. el “todo es GRAPO”. Salimos en libertad a los 2 días. tuvimos que soportar golpes y maltrato general.