Está en la página 1de 20
evita MouToneRA de la lucha sindical EDITORIAL PROCLAMA DEL LANZAMIENTO DE LA CONTRAOFENSIVA POPULAR Compaiieras y compafieros: Nos encontramos hoy todos, los trabajadores, la tota- lidad del Pueblo, la Patria entera, en una situaci6n tristisima y calamitosa a cau- sa de la increible politica que la dictadura sostiene y ejecuta fundamentalmen- te por intermedio de este sefior, agente de cuanto interés antinacional y antipopu- lar merodea en la Argentina, llamado Martinez de Hoz. Esta politica sistematica que ya venimos soportando desde hace tres afios, no es en realidad la simple locura o crueldad del ministro de economia, es verdaderamente la politica del imperialismo, la politica de los grandes capitales multinacionales, que tiene como auténtico objetivo la destruc- cién nacional de nuestro pais. Con el cuento del control de la inflacién, del sanea- miento de la economia, del sinceramiento econdmico, lo que estén haciendo es disimular la verdad de la destruccién de la estructura industrial argentina, estan tratando de ocultar con palabras huecas, que ya conocemos, la destrucci6n del Estado Argentino, la destruccién del capital estatal, que constituye para todos nosotros, especialmente para los peronistas, una parte inalienable del patrimonio nacional. 1 de abril de 1979 Las politicas criminales deliberadas que se desarrollan en las dreas de educacion y salud publica no tienen otro objetivo mas que el de minar la cultura y la fortaleza popular. Nunca los enemigos del Pueblo y de la Patria han podido dominar a su antojo en este pais; y no han podido hacerlo porque han tenido que enfrentarse a un pueblo culto, organizado y politizado que supo siempre defender con heroismo sus derechos y combatir sin desmayos la traicion. Es precisamente por esto que ahora buscan transformarnos en un pueblo bruto, sin escuelas, débil por la mala alimentacion y enfermo por ausencia de salud publica. Es por eso que a esta politica econémica de la entrega y la explotacién la acompafian con la proscripcién y la desorganizacién, y la rematan, finalmente, con los asesinatos de la represién pretendiendo que no quede ningdn cuadro capaz de dirigir las luchas populares. TS EVITA MONTONERA 3

También podría gustarte