Las intenciones de una academia popular

Extraído del proyecto de Academia Popular de Jabón presentado en el Centro Social Ex-Lavandería en Roma, Italia.

La academia popular toma su inspiración de la practica de compartir las habilidades y el saber hacer. Utilizamos el termino “academia popular” reelaborando y actualizando el concepto dado por Bakunin en las siguientes palabras: “Ya no serán más escuelas, serán academias populares donde no habrá más preguntas ni de los estudiantes, ni de los maestros, donde el pueblo será libre de tomar, si lo encuentra necesario, un aprendizaje libre con el que ricos de su experiencia podrán enseñar luego muchas cosas a las cuales habrán aportado más conocimiento aún. Esto será por lo tanto un intercambio de enseñanzas, un acto de fraternidad intelectual entre la juventud instruída y el pueblo.”
1

La fractura intergeneracional es una de las causas fundamentales de la pérdida de las prácticas ligadas a la auto-producción. Hoy más que nunca es necesario encontrar las formas de autogestión de los recursos para promover una reapropiación de los medios y del conocimiento de parte de los ciudadanos con el fin de crear uno o muchos colectivos de personas capaces de crear la base para un cambio compartido, sin delegar a nadie, ni a nosotros mismos, nuestro futuro mundo mejor. El progreso, en el pasado tan añorado, ha alienado al individuo en vez de capacitarlo rindiéndolo esclavo de las necesidades induucidas por el mercado. El mercado debería tener la función de ser un justo intermediario y de promover un intercambio que valorice el trabajo, la difusión del conocimiento y no el beneficio, la financiarización de la economía y la privatización de los recursos. Nuestra profunda desilusión sobre éste instrumento nos hace creer importante y fundamental que nuestras relaciones no sean necesariamente mediadas por el dinero sino más bien por el intercambio de conocimientos y la recriprocidad para valorizar así
2

nuestro trabajo. Si vamos a construir una sociedad que no esté basada en la explotación laboral y del trabajador es necesario reapropiarse del valor del trabajo y de su significado para el interno de la colectividad. Esto significará hacer un esfuerzo y ofrecer el propio tiempo en cambio algo -que a nuestro parecer es difícil de monetizar-: el saber. El intercambio de conocimientos y habilidades para nosotros es un primer paso en un proceso de valorización del individuo y de sus capacidades. No hacemos voluntariado, trabajamos para reconstruir la sociedad compartiendo nuestras habilidades. Rechazamos toda forma de autoridad en el aprendizaje a través de una mutua transmisión de saberes. Rechazamos toda forma de organización jerárquica prefiriendo a ésta el método decisional basado en el consenso y la convivencia. Rechazamos toda forma de especialización del conocimiento para que la vida no se transforme en una gran cadena de montaje.
3

El objetivo fundamental es capacitar al individuo y transformarlo en maestro, haciendo que sea lo más independiente que sea posible al mercado, con el objetivo de reencontrar un equilibrio concreto en el dar y recibir. No buscamos una respuesta o una solución, ni tenemos en mente un modelo utópico a cual nos dirigimos. Las cosas cambian cuando cambiamos el modo de verlas e interpretarlas. Buscamos construir juntos una utopía partiendo desde la base, el cotidiano y desde las relaciones personales. Por ésto es importante la participación de todos y todo con el fin de evitar cualquier forma de imposiciónes en la vida.

4

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful