Está en la página 1de 51
www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA TOTAL digital - 2
INDICEINDICE PESCAPESCA TOTALTOTAL digitaldigital 6969 PESCA TOTAL — REVISTA DIGITAL PESCAPESCAPESCA
INDICEINDICE
PESCAPESCA TOTALTOTAL
digitaldigital
6969
PESCA TOTAL — REVISTA DIGITAL
PESCAPESCAPESCA TOTALTOTALTOTAL
digitaldigitaldigital
Es una publicación gratuita que se distribuye vía
mail, realizada por amantes de las actividades al
aire libre y pescadores deportivos para pescado-
res deportivos
EDITORIAL
Para recibir la revista enviar un mail
PEJERREYES NUEVA TEMPORADA
MIGUEL TRIPANI
solicitándola a la siguiente dirección:
suscribir@pescatotaldigital.com.uy
DORADOS
RAUL BOVE—JUAN PEREIRA
o registrarse en nuestra página WEB
www.pescatotaldigital.com.uy
PESCANDO LENGUADOS CON SEÑUELO
DANEIL “EL BELGA”
Para enviar artículos, sugerencias o comentarios
ESTAMPAS DE MONTEVIDEO
LIC. ALBERTO GUARDIA
a la revista, enviar el artículo adjunto a:
editorial@pescatotaldigital.com.uy
Preferentemente en formato Word con las
fotos aparte.
Visite: www.pescatotaldigital.com.uy
ARROYO YUCUTUYA
IGNACIO MARTINEZ
ERRORES FRECUENTES EN LA PESCA DEL LENGUADO
FERNANDO MARTINEZ
COLABORADORES DE PESCA TOTAL
CONCURSO CIUDAD DE LA COSTA
HECTOR ABALDO
Roberto Tagle
Fernando Troccoli
Prefectura de Canelones
Carlos Damiano
VIAJAE, DEBUT Y DESPEDIDA
SEBASTIAN HASENBALG
Fernando Ricca
Dr. Fabián García
José L. Reboulaz
Uruguay Sánchez
Ricardo Faccini
Daniel Siri
Jorge Curbelo
Diego Gutierrez
Fernando Martinez
CONOCIENDO NUESTRAS ESPECIES
PESCANDO CON MOSCA
MIGUEL TRIPANI—FERNANDO VICENTE
Dirección y Edición:
TARARIRAS, FIN DE TEMPORADA
PABLO DOMINGUEZ
Relevamientos:
Dep. de Turismo:
Dep. Marketing
Raúl Bove
Miguel Trípani
Lic. Alberto Guardia
Pablo Bove
CORREO DEL LECTOR
LAS RECETAS DE DOÑA RAMONA
Pesca Total digital es una revista digital mensual
que se distribuye en forma gratuita.
Las notas firmadas no reflejan necesariamente la
opinión de la editorial, por lo tanto, corren por
cuenta exclusiva de sus autores.
CUENTOS DE FOGON
FERNANDO ROVIRA
Registro derecho de autor LEY Nro. 9739
Inscripto en el libro 31 del registro con el número 369
Otorgado el 25 de abril de 2008
EDITORIALEDITORIALEDITORIAL Por:Por:Por: RaúlRaúlRaúl BoveBoveBove
EDITORIALEDITORIALEDITORIAL
Por:Por:Por: RaúlRaúlRaúl BoveBoveBove

En este mes de mayo estaremos llegando a las trescientas mil visitas a nuestra página; PESCA TOTAL digital poco a poco se está alineando como la primer opción en pesca deportiva para un número muy importante de aficionados. Esto nos llena de orgullo y nos obliga a seguir en la línea trazada ya hace mucho tiempo, en el sentido que los pescadores deportivos debían tener un ámbito realizado y ejecutado por los mismos pescadores deportivos. La tarea no ha sido fácil, muchas fueron las piedras que encontramos en nuestro cami- no, pero gracias al apoyo de todos ustedes pudimos paso a paso superarlas y llegar mes a mes con esta propuesta de información, anécdotas, cuentos y mucho más. El crecimiento nos trajo aparejado un incremento en los costos de edición y manteni- miento de la página, por lo que apelamos a quienes nos podían dar una mano. La respuesta fue inmediata y desde este número contamos con nuevos sponsors que respondieron a nuestro pedido, y es gracias a esta respuesta que podemos seguir firmes hacia la meta trazada. Pero aún no es suficiente el apoyo, por lo que nuevamente apelamos a nuestros lectores empresarios para que tengan un espacio en la publicación más leída sobre pesca y actividades al aire libre y que llega sin restricciones a todo el país y porque no a todo el mundo. Desde este lugar le damos la bienvenida a las empresas que a partir de este número nos están apoyando y les pedimos a todos los suscriptores la preferencia hacia las mismas, que son en definitiva las que hacen que el material siga llegando en forma y tiempo a manos de todos ustedes en forma totalmente gratuita. Es la gran legión de lectores, los avisadores, los colaboradores directos y los eventua- les que nos hacen llegar sus relatos, sus fotos, los que mes a mes hacen la revista. Nosotros somos solamente los mensajeros, los buscadores de información; los que

armamos con cariño y dedicación esto que llamamos PESCA TOTAL digital.

GRACIASGRACIASGRACIAS AAA TODOSTODOSTODOS PORPORPOR HACERHACERHACER CADACADACADA VEZVEZVEZ MASMASMAS GRANDEGRANDEGRANDE AAA

PESCAPESCAPESCA TOTALTOTALTOTAL digitaldigitaldigital

www.pescatotaldigital.com.uywww.pescatotaldigital.com.uywww.pescatotaldigital.com.uy

www.pescatotaldigital.com.uy www.pescatotaldigital.com.uy www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA TOTAL digital
TextoTextoTexto yyy Fotografía:Fotografía:Fotografía: MiguelMiguelMiguel TripaniTripaniTripani
TextoTextoTexto yyy Fotografía:Fotografía:Fotografía: MiguelMiguelMiguel TripaniTripaniTripani

AGUAAGUAAGUA SALADASALADASALADA PRIMEROSPRIMEROSPRIMEROS DATOSDATOSDATOS

El mes de mayo se encuentra en medio de la estación otoñal y esto para nosotros los pescadores indica el fin de un periodo de pesca y el comienzo de otro. En mayo pescamos los últimos dorados y las últimas tara- riras y es claramente el comienzo de una nueva tem- porada de pesca de pejerreyes a pesar de estarlos pescando desde marzo la temporada se afirma justa- mente en mayo.

Como siempre sucede las primeras noticias de pesca de pejerreyes llegan desde rocha donde los aficiona- dos los pescan con las curricas zanahorias que cada vez más pescadores utilizan a pesar de ser un aparejo algo difícil de manejar al principio.

El hecho de ser sumamente efectivo cuando los apa- rejos de fondo no acusan un solo pique los pone a la

apa- rejos de fondo no acusan un solo pique los pone a la www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta
apa- rejos de fondo no acusan un solo pique los pone a la www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta
cabeza ya que en estas prime- ras experiencias los piques en su mayoría se dan

cabeza ya que en estas prime- ras experiencias los piques en su mayoría se dan en los an- zuelos más cercanos a la boya

o

sea a pocos centímetros de

la

superficie.

La carnada que se utiliza casi exclusivamente para esta pesca son los llamados piojos

o moscas.

Mientras Rocha nos trae las primeras noticias con este complejo aparejo las noticias en Maldonado llegaron desde los primeros días del mes de abril cuando con artificiales los amigos mosqueros logra- ban pescas formidables en cantidad, no así en calidad.

Tan solo con una sencilla mos- ca llamada gusanito y en color blanco. Recogiendo rápido, como si quisiéramos sacar la línea de apuro del agua, los

ágiles juveniles no se resisten

a la tentación de cazar aquel atractivo gusanito.

En Canelones al igual que los princi- pales apostaderos de las costas de San José y Colonia, de fondo con las tradicionales bases para dos anzuelos si no era necesario tirar muy lejos, aparecieron en días y momentos puntuales de condicio- nes de oxigenación y aguas ideales. Carnada principalmente hígado de pollo fresco solo o combinado con camarón y en la costa oeste las mojarritas vivas siempre a la cabe- za en preferencia por los “gran Pa- raná” y así salían las primeras “flechas de plata” del Plata.

así salían las primeras “flechas de plata” del Plata. www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA TOTAL digital

Montevideo, capital de capitales, los cortejó como siempre y tanto en rambla, como muelles y escolleras; lengues, caña de flor y curricas logran las primeras pescas con tamaños y can- tidades aptos para las primeras buenas fritan- gas de la temporada.

AGUAAGUAAGUA DULCEDULCEDULCE En estas aguas generalmente las primeras pescas se realizan en los lagos de las represas del Río Negro, pero este año hemos tenido una temporada de tarariras especialmente abun- dante en dichos espejos y este es seguramen- te uno de los motivos por el cual los “Humiensis” hayan estado alejados de los clásicos comederos hasta estos últimos días de abril.

clásicos comederos hasta estos últimos días de abril. Las fotos que ilustran la nota son de

Las fotos que ilustran la nota son de nuestro campamento de turismo en el lago de Paso Se- verino. Las capturas las logramos en una mañana don- de sopló algo el viento durante media hora y así como aparecieron desaparecieron. Lo interesante de esto es que ya les podemos asegurar que soplando viento fuerte en Severino sobre todo en las ensenadas al norte del lago la pesca puede ser muy buena.

En el agua dulce no siempre comen a la misma altura y por ello nosotros recomendamos utilizar cañas de 2,70m a 3,30 para poder lanzar fácilmente con las bases dobles que armamos de 1,50m a 1,80m de largo en las cuales utilizamos separadores delicados, de alambre fino, de ojo o espiral y sujetos con nudos corredizos. Estos nudos son básicos ya que nos permiten buscarlos a diferentes distancias del plomo.

nos permiten bu scarlos a diferentes distancias del plomo. www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA TOTAL digital
Otra cosa que recomendamos es armar un equipo con reinales cortos (de 20cm a 30cm)

Otra cosa que recomendamos es armar un equipo con reinales cortos (de 20cm a 30cm) y otro equipo con réinales más largos ( de 40cm a 50cm). Tenemos muchas teorías pero no sabemos realmente porque algunas veces rinden más los réinales cortos y otras veces los más largos.

La carnada por excelencia al comienzo de la temporada es el hígado de pollo, pero en esta primera incursión todos los pi- ques se dieron con un buen ca- marón fresco que compramos de a kilo en Martín Pescador, que además de ser el más económico de la capital, el com- prar en cantidad nos sirve para fraccionar en casa y tener de reserva para cualquier salida inesperada.

Aficionados pescadores de pe- jerreyes una nueva temporada se afirma en éste mes de mayo y les deseamos además de la imprescindible suerte mucho éxito ya que quien se preocupa por los detalles para lograr me- jor pesca es éxito de buen pes- cador y si le quieren sumar de- talles de pesqueros, carnadas,

equipos o juntarse con otros aficionados a compartir una jornada de pesca de los reyes del invierno les recomendamos entrar al foro más participativo del país con miles de entradas diarias y donde aficionados ami- gos y con clara experiencia pos- tean todos los días la pesca del día y cientos de temas más.

todos los días la pesca del día y cientos de temas más. www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA
Texto:Texto:Texto: RaúlRaúlRaúl BoveBoveBove Fotografía:Fotografía:Fotografía: JuanJuanJuan PereiraPereiraPereira
Texto:Texto:Texto: RaúlRaúlRaúl BoveBoveBove
Fotografía:Fotografía:Fotografía:
JuanJuanJuan PereiraPereiraPereira

En el número anterior de PESCA TOTAL digital hablamos de la otra opción que el Río Uruguay nos ofrece a la altura de la ciudad de Salto, tal cual es la pesca de la boga. En esta entrega, al inicio de una nueva temporada, nos estaremos ocupando de los “tigres del río” en la seguridad de ser esta una de las especie más codiciadas por los pescadores deportivos.

las especie más codiciadas por los pescadores deportivos. De acuerdo a las informaciones que nos llegan

De acuerdo a las informaciones que nos llegan a nuestra mesa de redacción, si bien aún la especie no se encuentra firme, con los altibajos que esta condición pre- senta, es muy factible lograr ex- celentes capturas como las que Juan Pereira nos acerca de la pesca realizada junto a José Domínguez en el mes de abril.

Sabemos también que este tipo de ejemplares no es lo común en el momento y lo que prevalece son los pequeños doradillos de apenas unos kilos de peso.

Estos ejemplares capturados con equipos ultralivianos también nos pueden proporcionar el cúmulo de sensaciones necesarias para vivir una jornada de pesca inolvidable.

Como se aprecia en los registros gráficos, la jornada de pesca realiz ada el día
Como se aprecia en los registros gráficos, la jornada de pesca realiz ada el día

Como se aprecia en los registros gráficos, la jornada de pesca realizada el día 18 de abril, estuvo coronada por una clima extremadamente propicio, aunque la altura del río, regulada por la represa binacional, no es por estos días la más adecuada. La poca generación de la usina hidroeléctrica, en momentos que dejan de ser imprescindibles los aires acondicionados, dado la temperatura media por la que atravesamos durante el presente mes, inciden en forma total en la altura del río.

Salto es una alternativa extremadamente válida para una escapada en busca de la pes- ca, para nosotros más interesante, de agua dulce.

Sin necesidad de grandes distancias, con alo- jamiento en los complejos termales sumamen- te accesibles y sobre todo con la experiencia de guías como Juan Pereira, obtenemos el combo necesario para una inolvidable pes- quería.

el combo necesario para una inolvidable pes- quería. www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA TOTAL digital
el combo necesario para una inolvidable pes- quería. www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA TOTAL digital
www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA TOTAL digital - 11
PESCANDOPESCANDO LENGUADOSLENGUADOS CONCON SEÑUELOSEÑUELO TextoTextoTexto extraídoextraídoextraído dedede lalala
PESCANDOPESCANDO
LENGUADOSLENGUADOS CONCON
SEÑUELOSEÑUELO
TextoTextoTexto extraídoextraídoextraído dedede lalala WEBWEBWEB adapadapadaptadotadotado porporpor DanielDanielDaniel “el“el“el Belga”Belga”Belga”

La pesca del lenguado con señuelo difiere bastante de la pesca con pejerrey. Con pejerrey, después de la picada, hay que darle tiempo al lenguado para que se trague el cebo y después cla- varlo firmemente. Con señuelo el lenguado al atacarla se clava solo de los anzuelos. Con pejerrey, el lenguado generalmente se traga la carnada en el fondo y una vez que se siente enganchado arranca más lentamente. Con señuelo el lenguado se clava a media agua y arranca violentamente hacia el fondo. En fondos pedregosos es más difícil pescar con plomo y carnada, ya que tendremos muchas "falsas picadas". Con el señuelo apropiado podremos pescar a media agua con mejores posibilidades. Con pejerrey, sólo nos picará el lenguado, mientras que con señuelo siempre existirá la posibilidad que se engan- che una Corvina.

existirá la posibilidad que se engan- che una Corvina. Hay pescadores que piensan que pescar con
existirá la posibilidad que se engan- che una Corvina. Hay pescadores que piensan que pescar con

Hay pescadores que piensan que pescar con señuelo es simplemente lanzar y recoger hasta que enganche un lenguado. En parte cierto y en parte falso; hay otros factores como: el saber el tipo de señuelo adecuado al

pozo, el sitio donde la lanzamos, la velocidad de la recogida, los movimientos que voluntariamente

el señuelo en el agua. Conocer al detalle estos factores serán cruciales cuando el lenguado esté escaso.

hacemos con

Tipos de señuelos Existen muchos tipos de señuelos, pero podemos decir que básicamente todos se derivan de dos: "floater" y "sinker". Dentro de las primeras tenemos las que su recorrido lo efectúan únicamente por la superficie y las que al recogerlas tienden a sumergirse. Para la pesca del lenguado usamos las "sinker" y las "floater" con paleta, es decir las que tienden a sumergirse mientras las recogemos.

Técnicas La pesca con señuelo tiene algunas variantes, básicamente dependiendo de donde estemos pescando y del se- ñuelo que utilicemos. Podríamos tratar de hacer una división: con señuelos floating, señuelos sinking y señuelos suspending. 1) Con señuelos floating, que son señuelos que flotan, se puede pescar de orilla en playas de arena y en playas donde exista arena y piedras. En el primero de los casos al lanzar el señuelo con la caña, empezaremos a reco- ger rápidamente hasta templar la línea, luego colocando la caña en posición perpendicular al nylon trataremos de que siempre la punta de la caña haga tensión y se mantenga arqueada, si se arquea demasiado, bajaremos la velocidad de recoger, si pierde curvatura, aceleraremos la recogida. Para el caso en que pesquemos entre rocas y arena, no debemos nunca apresurar la recogida, ya que corremos el riesgo de quedarnos enredados en alguna roca y perder el señuelo, en este caso es preferible ir recogiendo y luego parar, para permitir que el señuelo recupere su flotabilidad y luego empezar a recoger nuevamente. El pescado por instinto atacara el señuelo y quedara enganchado a los anzuelos, debemos tener siempre presen- te lo importante que es regular el freno del spool del carrete, ya que si el pescado es grande y el freno esta muy duro, fácilmente podremos cortar el nylon con el tirón del pez. Adicionalmente podemos comentar que existen muestras floating diseñadas para bajar rápidamente el fondo, tales como la FASTRACK, que permite bajar rápidamente a pozos profundos, situación que no conseguiríamos con una floating normal, estos señuelos tienen la característica de una lengüeta grande que ayuda rápidamente a que este baje al fondo. 2) Los señuelos sinking, que por su peso tienden a irse al fondo, hay que tener cuidado donde pescar, es reco- mendable playas donde sepamos que no hay rocas o sitios donde el señuelo se pueda enredar. Aparte de lo descrito anteriormente para cada uno de los tipos de señuelos es importante que estos se mues- tre lo mas "vivos" posible, por lo que técnicas como parar y recoger, agitar la punta de la caña mientras se re- coge, etc. son recomendables para causar la impresión necesaria para que el pez ataque el señuelo.

impres ión necesaria para que el pez ataque el señuelo. www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA TOTAL digital

Entre los señuelos floating y suspending mas usados son: la BOMBER, la RAPALA, etc. para los sinking también las marcas nombradas y adicionalmente la Mirrolure. También hay muestra como la LOBO y GARZA de fabrica- ción chilena que son excelentes para pozos profundos de arena. Existen muchas opiniones con respecto a los colores a usar y teorías sobre la luz y el color del agua, (vea RAPALAS) que recomienda uno u otro tipo de co- lor para determinada especie.

uno u otro tipo de co- lor para determinada especie. Cuando estemos recogiendo un pez atrapado

Cuando estemos recogiendo un pez atrapado con señuelo debemos hacerlo con calma pero siempre manteniendo la tensión de la línea, si no el pez podrá tomar la iniciativa de escapar, si el señuelo no hubiese estado bien cla- vado, podríamos perder el pescado. Hay casos que con peces grandes, estos van a vender cara su captura siem- pre luchando hasta el ultimo instante para poderse escapar, aquí muchas veces tendremos que ceder nylon, pe- ro siempre manteniendo la tensión de la línea, esto lo hará automáticamente el carrete, debido a la regulación del freno, entonces pararemos de recoger y luego continuaremos hasta que el pez este en la orilla. TIP! Los anzuelos del señuelo deben estar siempre lo mas filudos posibles. Muchas veces el lenguado cambia de táctica al atacar, es decir, este no siempre ataca mordiendo, hay ocasiones en que solo golpea el señuelo con la finalidad de aturdir al presunto pecesillo; es en estas ocasiones que el tener los anzuelos afilados nos puede dar la posibilidad de enganchar al pez. TIP! Estos instantes en que el pez escapa y el carrete cede nylon, provocan que nuestro spool corra y emita un zum- bido característico que lleva al pescador a un clímax emocional, cargado de adrenalina. Estas son las grandes emociones de la pesca y pagan cualquier esfuerzo y costo por este placer que solo los pescadores lo entienden y disfrutan. Una vez el pez cerca a la orilla nos ayudaremos de la ola para poder llevarlo a lugar seguro y con cuidado y unos alicates preferiblemente, poder retirarle el señuelo. Esta operación aunque sencilla es delicada, hemos visto a muchos pescadores con anzuelos incrustados, debido a que en el preciso momento de retirar la muestra el pes- cado coletea y clava al pescador.

la muestra el pes- cado coletea y clava al pescador. www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA TOTAL digital
la muestra el pes- cado coletea y clava al pescador. www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA TOTAL digital
ESTAMPASESTAMPAS DEDE MONTEVIDEOMONTEVIDEO PLAZAPLAZA CONSTITUCIÓNCONSTITUCIÓN OO MATRIZMATRIZ TextoTextoTexto yyy
ESTAMPASESTAMPAS DEDE
MONTEVIDEOMONTEVIDEO
PLAZAPLAZA CONSTITUCIÓNCONSTITUCIÓN OO
MATRIZMATRIZ
TextoTextoTexto yyy fotografíafotografíafotografía ::: Lic.Lic.Lic. AlbertoAlbertoAlberto GuardiaGuardiaGuardia

Concebida como único espacio abierto de la Ciudad Fortaleza, ubicada en el centro del poblado en 1727 surgía la Plaza Mayor de la ciudad Fortaleza de San Felipe y Santiago de Montevideo. Punto clave del casco antiguo de la ciu- dad, hoy es contemplada atenta-

mente por la Catedral y el Cabildo que fuera sede del gobierno colo- nial como de otros añosos edifi- cios. Hoy día aún mantiene su carácter de Plaza Mayor Colonial Su implantación dejó de lado las disposiciones de las leyes de In-

dejó de lado las disposiciones de las leyes de In- dias, pues su ubicación se realizo

dias, pues su ubicación se realizo

de acuerdo a las ciudades medi- terráneas y no se tuvo en cuenta la bahía natural ni su forma rectan- gular como en otras ciudades si- tuándose la plaza en el centro del poblado ocupando la parte más alta

y llana del final de la Cuchilla Grande.

El 22 de marzo de 1843 fue deno-

minada Plaza Constitución debido a que allí se juró la primera Consti-

tución de Uruguay en 1830.

Anteriormente su nombre fue Pla- za de la Constitución y se debía a

la Jura de la Constitución de 1812

o de Cádiz, por la cual la corte de Cádiz disponía que la plaza princi-

pal de todos los pueblos en que se hubieran publicado esa Constitu- ción se llamarían Plaza de la Cons- titución” pero el nombre de Matriz ya estaba arraigado y su nuevo nombre casi no se usaba.

Posteriormente a la Guerra Grande se le dota de sen- das diagonales enmarcadas por plátanos

Posteriormente a la Guerra Grande se le dota de sen- das diagonales enmarcadas por plátanos y que conver- gen en una fuente central cargada de símbolos maso- nes. Bancos y faroles completaban el espacio.

En su centro sobresale una fuente de mármol realiza- da por el italiano Juan Ferrari (1836-1918) construida e inaugurada el 18 de julio de 1871 en ocasión de la entrada en funcionamiento de los servicios de agua potable para la ciudad. Es de mármol y sus principales elementos son los faunos, los querubines y delfines, símbolos nacionales y símbolos de la masonería. Era la primera fuente pública y para su inauguración su cere- monia oficial fue presidida por el Presidente de la Re- pública Lorenzo Batlle que al pie de la fuente abrió el grifo que hizo brotar por primera vez agua potable para los montevideanos.

Es de forma circular con una columna muy ornamenta- da que en su centro se abre en tres platos, en el infe- rior resaltan en sus bordes cuatro faunos e igual número de querubines cuyos cuerpos se ven enlazados por delfines.

En la parte baja de la columna cuatro águilas se alter- nan con elementos simbólicos, el Escudo Nacional, el martillo, compás y la escuadra, la colmena con herra- mientas de labrar la tierra como rastrillos guadañas y husos entre otros. El símbolo de la medicina (dos ser-

y husos entre otros. El símbolo de la medicina (dos ser- pientes enroscadas sobre una vara.

pientes enroscadas sobre una vara. El segundo plato se sostiene en tres niños y en el superior en tres del- fines y en su punto más alto un niño bebiendo agua de un cuenco.

Encontramos además leyendas que aluden a la Cruzada de los Treinta y Tres, a la Declaratoria de la Indepen- dencia, a la Jura de la Constitución …y también vemos una placa en conmemoración de los 100 años de la ins- talación del agua corriente (1871-1971).

años de la ins- talación del agua corriente (1871-1971). www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA TOTAL digital
El quiosco que allí encontramos (de la matriz) es uno de los siete kioscos de
El quiosco que allí encontramos (de la matriz) es uno de los siete kioscos de

El quiosco que allí encontramos (de la matriz) es uno de los siete kioscos de hierro fundido instalados en el Siglo XX.

Los fines de semana se viste con una feria multicolor principalmente de cosas antiguas y artesanos donde encontraremos los más diversos objetos.

En enero de 2010 se comenzó las obras destinadas a su remodelación colocándose barandas en los canteros, más bancos tanto en el centro como en las diagonales y laterales y más iluminación ornamental en la parte de la fuente, tal cual la vemos hoy

.

en la parte de la fuente, tal cual la vemos hoy . www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA
en la parte de la fuente, tal cual la vemos hoy . www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA

CATEDRAL METROPOLITANA

IGLESIA DE LA INMACULADA CONCEPCIÓN.

Más conocida como Iglesia Matriz, ella majestuosa, se yergue en una de las esquinas de la plaza Matriz, calle Ituzaingó 1359 esquina Sarandí.

La primera capilla se había levantado entre las calles Piedras y Zabala y poseía una imagen de la Inmaculada Concepción de María, imagen que llega hasta nuestros días desde 1853 en la actual Catedral. A ambos lados los apóstoles San Felipe y Santiago santos patronos de Montevideo. Aumentada la población de la pobla- ción hizo necesaria su ampliación con una especie de galpón y cuero. En 1740 se inauguró un templo de pa- redes de ladrillo y techo de paja sobre tirantes de madera, en la actual ubicación de Ituzaingó y Sarandí. En 1788 el edificio se derrumbó. Constituye el primer edificio público construido en Montevideo.

Como la Corona se negaba a dar dinero para su cons- trucción, pues se quería un edificio tipo basílica con tres naves y una gran cúpula, fueron necesarios los aportes de los vecinos. Este motivo, demoró 14 años su construcción.

Así el 20 de noviembre de 1790 el cura párroco Juan José Ortiz en presencia del pueblo bendijo y colocó la piedra fundamental de la catedral iniciándose su cons- trucción ese mismo año e inaugurándose el 21 de no- viembre de 1804. Bendecida y consagrada al culto por Monseñor José Benito de Lué y Riega, obispo de Bue- nos Aires el 21 de octubre de 1804.

De estilo austero y líneas clásicas se encuentra des- plazada del eje principal de la plaza y es de tipo basi- lical de tres naves de igual altura y crucero. Su altar mayor está conformado por una mesa de roble pintada por el escultor Fernan- do Izquierdo en 1983. La composición representa la primera iglesia.

en 1983. La composición representa la primera iglesia. En una de sus torres se destaca un

En una de sus torres se destaca un reloj ingles prove- nientes de Liverpool inaugurado en la noche del 24 de diciembre de 1861 reemplazando al anterior. Sus dos esferas esmeriladas miden tres metros de diámetro,

En su origen su estilo arquitectónico era neoclásico español posteriormente con la presencia del Arq. Bernardo Poncini su fachada se acercó a lo italiano. Con la reforma que hiciera el Arq. Rafael Ruano des- apareció el estilo italiano de ella pues no era acorde con el estilo colonial que poseía el edificio. Igualmente su interior pertenece al neoclásico italiano del siglo XIX. Sus puertas datan de 1804.

italiano del siglo XIX. Sus puertas datan de 1804. www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA TOTAL digital

Los planos originales nunca fueron encontrados por lo que hasta la fecha no se sabe con certeza quien fue su realizador. Tres personali- dades surgen según estudios del hecho, el Ing José Custodio de Saá y Faría, José del Pozo y Marquy y posteriormente continuaría Tomás Toribio.

En 1870 se proclamó Basílica por parte del Papa Pío IX y en 1878 se crea la Diócesis de Montevideo, con jurisdicción en todo Uruguay nombrando primer obispo a monse- ñor Jacinto Vera designándola Ca- tedral. En 1897 es elevada a la ca- tegoría de Catedral Metropolitana por el Papa León XIII.

tegoría de Catedral Metropolitana por el Papa León XIII. En su interior se guardan los res-
tegoría de Catedral Metropolitana por el Papa León XIII. En su interior se guardan los res-

En su interior se guardan los res- tos de Juan Antonio Lavalleja, Fructuoso Rivera, Joaquín Suárez destacándose el sepulcro de Mon- señor Mariano Soler, primer arzo- bispo de Montevideo, obra del es- cultor Zorrilla de San Martín y el de Monseñor Jacinto Vera. Obras de Juan Manuel Blanes, Ramón Cuadra, Fernando Izquierdo tam- bién se ubican allí. En la parte ex- terna las esculturas de la fachada como La Virgen María Santísima, Santiago Apóstol, San Felipe y dos ángeles fueron realizadas por José Belloni.

Felipe y dos ángeles fueron realizadas por José Belloni. Otra imagen que se destaca es la
Felipe y dos ángeles fueron realizadas por José Belloni. Otra imagen que se destaca es la

Otra imagen que se destaca es la de Nuestra Señora de la Funda- ción, imagen de madera traída pro- bablemente por los jesuitas e indi- os Tapes al momento de la fortifi- cación de Montevideo en 1725.

En sus libros parroquiales consta la partida de bautismo de los pri- meros pobladores de la ciudad, entre ellos la de José Artigas, el 19 de junio de 1764, conservándo- se en ella la pila bautismal (1753) utilizada en dicha ocasión.

En 1975 es declarada Monumento Histórico Nacional.

CABILDO Tanto el Cabildo como la Catedral en la Plaza Mayor materializaban los dos poderes dominantes en la época colonial; el real y el religioso y que mantienen aún hoy su estruc- tura original.

Ocupa una superficie de casi 2000 metros cuadrados en la esquina de la que fuera la Plaza Mayor de la ciudad. (Hoy día Juan Carlos Gómez 1363 y Sarandi). En él se mantienen reliquias de las épocas de la colonia e independencia como el padrón fundacional de Montevi- deo.

Emplazado en el lugar sede del pri- mer ayuntamiento de la ciudad en 1804 sobre un proyecto original del arquitecto Tomás Toribio (1756 - 1810), su construcción de- moró más de 60 años realizándose entre 1804 y 1869.

Una demora debida a luchas independentistas co- mo guerras civiles. En 1830 se le agregó

Una demora debida a luchas independentistas co- mo guerras civiles. En 1830 se le agregó una planta alta donde hasta 1925 funcionó el Poder Legislati- vo hasta la inauguración del palacio legislativo. En ella se juró nuestra primera Constitución.

De marcada tendencia neoclásica su construcción es en piedra y ladrillos con presencia de columnas dóricas y jónicas rematadas por un frontón.

de columnas dóricas y jónicas rematadas por un frontón. Fue Sede de Gobierno desde 1830 a1957,

Fue Sede de Gobierno desde 1830 a1957, Cárcel Ayuntamiento, Jefatura de Policía, Sede de Tribunal Superior de Justicia, albergó a la Junta Económica Administrativa de Montevideo, Consejo Nacional de Administración y Ministerio de Relaciones Exteriores. Actualmente desde el 21 de setiembre de 1958 es sede del Museo y Ar- chivo Histórico Municipal pasando a ser administrado por la Intendencia Municipal de Montevideo, exhibiendo muebles, pinturas, esculturas, armas y documentos del periodo 1730 – 1830. (En otra oportunidad nos dedicaremos a este).

– 1830. (En otra oportunidad nos dedicaremos a este). Funciona como museo y archivo de documentos

Funciona como museo y archivo de documentos e imágenes históricas, también aloja muestras tem- porarias, un archivo cartográfico de la ciudad data- do en 1766, fotos de Gómez Ruano (Siglo XIX), mobiliario de época y en sus salas se desarrollan distintas actividades culturales y artísticas.

TOMAS TORIBIO. Exponente del neoclasicismo colonial fue enviado a Montevideo por la Corona Española a cumplir dos de las funciones previstas por dicho órgano proyectar y controlar las cons- trucciones de la ciudad.

TextoTextoTexto yyy fotografía:fotografía:fotografía: IgnacioIgnacioIgnacio Martinez.Martinez.Martinez.
TextoTextoTexto yyy fotografía:fotografía:fotografía: IgnacioIgnacioIgnacio Martinez.Martinez.Martinez.
IgnacioIgnacioIgnacio Martinez.Martinez.Martinez. ste año nuevamente recibimos la Semana Santa en un abril
IgnacioIgnacioIgnacio Martinez.Martinez.Martinez. ste año nuevamente recibimos la Semana Santa en un abril

ste año nuevamente recibimos la Semana Santa en un abril de otoño, pero con los calorcitos del verano. Nuestra ansiedad por suerte tuvo fin, ya que hacían varios meses que ven- íamos planeando con mi padre una jor- nada de pesca en el arroyo Yucutujá en Artigas, para lo cual el jueves y el vier- nes Santo nos vendrían al pelo.

Partimos desde Montevideo y arriba- mos con lluvia a la capital Artíguense el jueves cinco por la mañana, pero ya en la tarde y por suerte, una vez que el sol mostró su cara nunca más volvió a ocultarla por el resto de la semana.

nunca más volvió a ocultarla por el resto de la semana. www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA TOTAL
Ultimados todos los detalles, el viernes santo partimos hacia nuestro destino muy temprano por la

Ultimados todos los detalles, el viernes santo partimos hacia nuestro destino muy temprano por la mañana y antes de que amaneciera, dado que tendríamos un trayecto de más de ciento veinte kilómetros hacia el corazón de nuestro departamento. Teníamos que sortear una ruta treinta bastante maltrecha, así como también caminos vecinales, solo aptos para un todo

como también caminos vecinales, solo aptos para un todo terreno como el “Bandeirante”. Nos dirigíamos hacia
como también caminos vecinales, solo aptos para un todo terreno como el “Bandeirante”. Nos dirigíamos hacia

terreno como el “Bandeirante”. Nos dirigíamos hacia una estancia privada a la cual hacía tiempo que no concurríamos. Con ese destino también iba una familia amiga de una zona cercana a Tomás Gomensoro con quienes previo contacto, acordamos compartir la jornada del viernes. La ocasión también era propicia para reencontrar al dueño del campo y un viejo conoci- do de la zona, don Arévalo, que a sus noventa y ocho años es todo un ejemplo de vida.

El arroyo Yucutujá es afluente del río Cuareim, nace en la Cuchilla de Haedo y tiene un recorrido de más de 42km. La expectativa en cuanto a la pesca allí era muy grande, dado que la última vez que habíamos estado, y como se podrá apreciar en algunas notas gráficas, logramos muy buenas capturas no solo de tornasoles, laguneras, y do- radillos, sino que además obtuvimos bogas espec- taculares.

sino que además obtuvimos bogas espec- taculares. www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA TOTAL digital

Arribamos a la estancia y saludo mediante em- prendimos camino a la zona de pesca. El arroyo Yucutujá a esta altura corre como si fuera una cañada dentro de un tupido monte. En algunos sectores se forman grandes lagunas libre de monte en la ribera.

Fuimos precisamente hacia una de esas lagunas la cual era desconocida para nosotros. El recorrido de más de 3km, solo podría realizar- se a pie, primero a campo traviesa y luego coste- ando el monte.

Fue justamente en este trayecto junto al monte que fuimos interceptados por Don Arévalo, quien simplemente como el día estaba lindo y habiendo ensillado su gateado, se había dispuesto salir “a camperear” y por esas horas ya estaba de regre- so. Era realmente algo increíble el verlo a su edad, con tanta disposición y vitalidad.

el verlo a su edad, con tanta disposición y vitalidad. Culminada la larga caminata, pudimos encontrar

Culminada la larga caminata, pudimos encontrar un gran espejo de aguas cristalinas, con muchos camalotes en la orilla pero sin monte. El arroyo que a esa altura formaba una gran lagu- na, con sus más de dos kilómetros de largo y cer- ca de ochenta metros de ancho, parecía el propio Cuareim.

Rápidamente nos vino a la mente el recuerdo de una de las reiteradas frases de un conocido pe-

riodista nuestro: … “la juventud es un estado de espíritu”.

nuestro: … “la juventud es un estado de espíritu ”. La gente de Gomensoro inmediatamente envia-

La gente de Gomensoro inmediatamente envia- ron al agua varios aparejos de mano, unos a fondo y otros a flote, mientras yo me dispuse a probar con señuelos de media agua y cucharas.

me dispuse a probar con señuelos de media agua y cucharas. www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA TOTAL
me dispuse a probar con señuelos de media agua y cucharas. www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA TOTAL
Luego de estar buen tiempo insistiendo opté por desistir en mis intentos, dado que era

Luego de estar buen tiempo insistiendo opté por desistir en mis intentos, dado que era claro que los peces no querían artificiales. Decidí entonces imitar a los amigos y probar suerte con los cebos naturales, para lo cual habíamos venido bien provistos con carne de oveja, corazón vacuno y varias mojarras y dentudos.

Los muchachos empezaron a sacar bagres amarillos y tarariras laguneras chicas, siempre a fondo y en algunos casos obteniendo dobletes . También salieron cabeza amarga de porte mediano. Por mi parte, al cabo de una hora no había obtenido más que un par de llevadas, hasta que sucedió lo inesperado. Buscando a las bogas, había cambiado los plomos de ambas cañas por un buen par de cu- rricas, armadas de improviso, con pequeños anzuelos empatillados y boyas brasileras de espuma- plast. Para nuestra sorpresa co- mencé a obtener un pique muy fir- me de enormes palometas, que da- ban gran batalla antes de entre- garse, buscando refugio en los ca- malotes lo que hacía difícil su cap- tura. Hemos tenido la posibilidad de pescar grandes palometas de entre 1.5kg y 2kg en el Paraná, pero nun- ca había visto palometas tan gran- des en nuestros arroyos en Uru- guay. En total obtuvimos catorce bichas que promediaban los 500g, siendo que la mayor de ellas al- canzó casi los 800g.

siendo que la mayor de ellas al- canzó casi los 800g. LALALA CONTINUIDADCONTINUIDADCONTINUIDAD DEDEDE LALALA
LALALA CONTINUIDADCONTINUIDADCONTINUIDAD DEDEDE LALALA PUBLICACIONPUBLICACIONPUBLICACION YYY DEDEDE NUESTRANUESTRANUESTRA
LALALA CONTINUIDADCONTINUIDADCONTINUIDAD DEDEDE LALALA PUBLICACIONPUBLICACIONPUBLICACION YYY DEDEDE NUESTRANUESTRANUESTRA PÁGINAPÁGINAPÁGINA EEE INTERNETINTERNETINTERNET ESTAESTAESTA
DEPENDIENDODEPENDIENDODEPENDIENDO DEDEDE LOGRARLOGRARLOGRAR CUBRIRCUBRIRCUBRIR ELELEL PRPRPRESUPUESTOESUPUESTOESUPUESTO CONCONCON AYUDAAYUDAAYUDA DEDEDE SPONSOR’SSPONSOR’SSPONSOR’S
NECESITAMOSNECESITAMOSNECESITAMOS PUBLICIDADPUBLICIDADPUBLICIDAD PARAPARAPARA POPOPODERDERDER FINANCIARFINANCIARFINANCIAR LALALA REVISTAREVISTAREVISTA
APELAMOSAPELAMOSAPELAMOS AAA LOSLOSLOS EMPRESARIOSEMPRESARIOSEMPRESARIOS QUEQUEQUE NOSNOSNOS LEENLEENLEEN MESMESMES AAA MES.MES.MES.
SUSUSU COLABORACIÓNCOLABORACIÓNCOLABORACIÓN SERASERASERA INVALORABLEINVALORABLEINVALORABLE
ComuníqueseComuníqueseComuníquese conconcon nosotrosnosotrosnosotros víavíavía mailmailmail
editorial@pescatotaldigital.com.uyeditorial@pescatotaldigital.com.uyeditorial@pescatotaldigital.com.uy

Si bien no aparentaban ser de gran ta- maño, estaban muy bien alimentadas, eran muy agresivas y peligrosas de ma- nipular, y prueba de ello fue la morde- dura que sufrió el más veterano de “la barra”, a la hora de manipular la que pretendía usar como carnada.

a la hora de manipular la que pretendía usar como carnada. Promediando la tarde ya estábamos

Promediando la tarde ya estábamos muy satisfechos por la pesca de una especie no esperada, que le había dado gran condimento y atracción a nuestra salida. De pronto, una de las boyas que tenía a la espera se hunde con violencia y acto seguido la chicharra se dispara. Tomo mi caña y trato de clavar con fuerza lo que pensaba era una tararira. Siento el peso en la línea y empiezo a recoger un pez que del otro lado estaba oponiendo gran resis- tencia, cabeceando y zigzagueando. Al saltar una y otra vez fuera del agua, como si quisiera mirar el sol de cerca, muestra su brillante figura. Si bien en un principio pensé se trataba de un doradillo de los que en otra oportunidad habíamos sacado, esta vez se trataba de una hermosa boga saltarina que de aquella forma, lograba liberarse fácilmente del anzuelo.

Acto seguido decidí probar suerte con las bogas utilizando bases con plomos pasante y a fondo. Las bogas del Yucutujá son de la variedad tres pintas, tienen el lomo bien negro y si bien no son de portes tan importantes como las del alto Uruguay, tal como lo evidencian las fotos, son sumamente gordas y anchas. Por ese motivo, tienen bien merecido el apodo de “tatú de arroyo” que por éstos pagos se han ganado, dada la similitud que tienen con aquél robusto animal.

En lo personal, estas bogas me recuerdan mucho a algunas que hace un par de años tuvimos oportuni- dad de conocer en Brasil y que allá se denominan “Piapara”. Se pescan en la zona del Río Paraná cer- cana a la ciudad de Foz de Iguazú, y son tan gordas que hasta pareciera que las hubieran inflado!!

tan go rdas que hasta pareciera que las hubieran inflado!! www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA TOTAL digital

Finalizando la tarde, al momento en que mis compañeros comenzaban a obtener los primeros bagres negros, yo ya había tendido gran fortu- na cobrando en poco más de una hora, cinco bo- gas que promediaban el kilo. Cada una que sacaba generaba gran revuelo y festejo por parte de las mujeres del grupo, que estaban más como espectadoras que como pes- cadoras. Esta vez no se habían dado los grandes portes que habíamos venido a buscar, pero cabe consignar que tuvimos una gran cantidad de pi- ques perdidos.

que tuvimos una gran cantidad de pi- ques perdidos. Si bien estamos bien acostumbrados a la

Si bien estamos bien acostumbrados a la pesca de la especie en la ciudad de Colonia, su pesca en arroyos con gran cantidad de vegetación, hace sumamente difícil el poder cobrarlas con éxito. La boga busca refugio entre los camalotes y muchas veces al querer apurar a la pieza para evitar que allí ingresen, acabamos por romper su delicada boca con la consiguiente pérdida.

La gran anécdota de la jornada tuvo como protagonista a Ernesto, el benjamín del grupo. Cuando el sol caía en forma perpendicular y el calor iba en aumento, decidimos hacer un alto para que, refrigerio mediante, lográramos recuperar las energías.

La calma imperaba en la laguna y a esa hora el agua estaba planchada, la brisa había cesado y solo se escuchaba el balido de algún ternero y el canto de alguno que otro tero que andaba por las cercanías. En determinado momento, el salto de una enorme tararira genera gran revuelo en la superficie de la laguna. Mientras algunos tratábamos de entender que estaba sucediendo, al grito de “… mi anzuelo, es mi anzuelo!!!…” Ernesto sale disparado en dirección a un arbusto que estaba ubicado justo en la orilla. Observé que una de las ramas del arbolito estaba arqueada y que la gruesa piola de su aparejo estaba sumamente tensa. Efectivamente él había dejado un anzuelo a la espera, encarnado con media palo- meta.

Mientras yo me acercaba con mi cámara en mano para registrar el momento, él lograba acercar el pez a la orilla lo más rápido que podía. En el último instante en que se disponía a sacarla del agua, la tara- rira pegó un salto y golpeando con gran fuerza la barranca, logró zafar del anzuelo y recobrar su libertad. La desazón tomó cuenta del muchacho, era tal vez la tararira de su vida!!! Según el dicho popular, para nosotros los pescadores, el pescado es el único animal que crece después de muerto. Pero aquella tara- rira que nunca dejó de ser “pez” para pasar a ser “pescado”, por lo que pude ver de cerca a la hora del coletazo, debía rondar fácilmente los cuatro kilos.

del coletazo, debía rondar fácilmente los cuatro kilos. De todas formas Ernesto tuvo su premio con-

De todas formas Ernesto tuvo su premio con- suelo al pescar al poco rato una hermosa tor- nasol de kilo y medio que a la postre resultó ser la única de la jornada.

Comenzaba a atardecer y el sol ya se ocultaba cuando pasamos de regreso por la estancia. Luego de la despedida y con una hermosa luna llena de testigo, decidimos emprender la retirada. Alegres, nos íbamos con gran satisfacción por la excelente jornada de pesca vivida, entre amigos y junto a la naturaleza, más no se podía pedir.

Al día siguiente ya de vuelta en la ciudad, reflexionábamos sobre lo que Don Arévalo le había comen- tado a mi viejo. En este mismo arroyo en la década de los sesenta y setenta, los dorados y tarariras de cuatro y cinco kilos eran moneda corriente. Hasta le mencionó sobre un gran “bicho de cuero” que sacaron en una oportunidad, en un espinel que habían dejado a la espera para los yacarés. Se trataría de un surubí? Nunca sabremos a ciencia cierta.

Sucede que el arroyo Yucutujá es afluente del Cuareim, el cual desemboca directamente en el Río Uruguay. En la década de los sesenta, cuando aún no existía la represa de Salto Grande, las especies no tenían más obstáculos que los saltos naturales del río que impidieran su remontada hacia ríos y arroyos tributa- rios.

su remontada hacia ríos y arroyos tributa- rios. Eran épocas en las que el pacú, el

Eran épocas

en

las

que

el

pacú, el

manguruyú

y

el

salmón de río en nuestro país

no

nuestros abuelos.

de

solo

eran

“cuentos”

Bueno hubiera sido haberlo vivido para poderlo contar.

Bueno hubiera sido haberlo vivido para poderlo contar. www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA TOTAL digital
ERRORESERRORESERRORES FRECUENTESFRECUENTESFRECUENTES ENENEN LALALA PESCAPESCAPESCA DELDELDEL LENGUADOLENGUADOLENGUADO
ERRORESERRORESERRORES FRECUENTESFRECUENTESFRECUENTES ENENEN LALALA
PESCAPESCAPESCA DELDELDEL LENGUADOLENGUADOLENGUADO
Fotografía:Fotografía:Fotografía: FernandoFernandoFernando MartínezMartínezMartínez
TextoTextoTexto extraídoextraídoextraído dedede lalala WEBWEBWEB

En los últimos tiempo la pesca del lenguado ha experimentado un crecimiento inesperado. PESCA TOTAL digital desde un primer momento se ocupó extensamente del tema, presentando notas alusivas a esta particular actividad las que fueron dirigidas en el sentido de como realizar de la mejor manera la práctica. Sin embargo el presente texto extraído de la WEB presenta el tema desde el ángulo inverso desta- cando los errores que normalmente cometemos los pescadores, motivo por el cual lo consideramos de extremado interés para así corregir nuestra pos- tura ante los distintos eventos.

Primer error: Creer saber todo El no saber escuchar es uno de los errores mas
Primer error: Creer saber todo
El no saber escuchar es uno de los errores mas
comunes en las personas, escuchar hasta los mas
absurdo nos hace ser mejores, siempre escuchar a
los pescadores con experiencia es gratificante y
bueno para uno, aceptar sus consejos y aprender
de sus experiencias.

Segundo error: No usar el anzuelo correcto Lo que sucede es que el anzuelo demasiado grande (Por ejemplo del 4 ó 5) el lengua- do podría sentirlo y lo vomita antes que pue- das clavarlo, por el contrario un anzuelo dema- siado pequeño (del 10 ó 12) puede que simple- mente le saquemos el pejerrey de la boca sin po- der clavarlo certeramente, lo ideal y dependien- do del tamaño del pejerrey es que fluctué entre uno del 6 y del 8.

del pejerrey es que fluctué entre uno del 6 y del 8. Tercer error: Te apresuras

Tercer error: Te apresuras en clavar Quedan “jeteados”; ósea el lenguado queda solo pescado con el anzuelo en el labio y al traerlos se les raja el hocico y se van. Recuerda darle al menos 20 ó 30 segundos después de sentir el pique.

Cuarto error: Tener el freno antiretroceso activado Un error frecuente es que he visto pescadores que pescan lenguado con el freno puesto, si algún len- guado te pica y arranca no puedes en forma instantánea darle línea con la manivela hacia atrás origi- nando que muchas veces pierdas la presa.

atrás origi- nando que muchas veces pierdas la presa. Quinto error: En carretes rotativos no mantener

Quinto error: En carretes rotativos no mantener el dedo en la bobina .Utilizando carrete rotativo, aunque tengas regulado el freno, es con- veniente afirmar con el dedo la bobina y clavar, sobre todo si se utili- za el freno relativamente holgado, de lo contrario la clavada puede ser débil y perder el pique.

Sexto error: El grosor de la base El lenguado es un pez muy poderoso y de filudos dientes sumado a que muchas veces los enganchamos a pocos metros de la orilla por lo que nuestra línea no puede amortiguar el golpe de la clavada y tiende a reventar en los nudos o simplemente no aguanta el peso del lenguado en la resaca es que debemos contar con una base poderosa, ideal un 0.50 ó 0.60mm de un buen monofilamento.

poderosa, ideal un 0.50 ó 0.60mm de un buen monofilamento. www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA TOTAL digital
Séptimo error: Esperar mucho rato para clavar. En algunos casos esperar mucho puedo originar que

Séptimo error: Esperar mucho rato para clavar. En algunos casos esperar mucho puedo originar que el lenguado sienta el engaño y a ultima hora deci- da botar la carnada ( recuerden que tiene la gracia de regurgitar el alimento) o lo mas común es que cuando se trate de presas pequeñas y esperemos demasiado es que los clavemos desde el estomago imposibilitando su devolución al mar.

Octavo error: Dejar la caña anclada. Aunque la suerte siempre estará presente en la pesca es muy difícil poder pescar un lenguado con la carnada anclada, ya que esta deberá quedar posicionada muy cerca de un lenguado para que este se tiente, teniendo muchas mas opciones si efectuamos un recorrido constante por toda la playa con nuestra carnada.

Noveno error: Colocar mal el pejerrey. Si no logramos colocar adecuadamente el pejerrey en nues- tros anzuelos estos quedaran curvados ocasionando que gire sobre si mismo generando un nado poco natural (y por ende poco atrayente para el lenguado) y a la vez nos irá torciendo la línea hasta generar enredos en nuestra base. El poder posi- cionar correctamente nuestros pejerreyes es una técnica que se domina poco a poco.

pejerreyes es una técnica que se domina poco a poco. www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA TOTAL digital
pejerreyes es una técnica que se domina poco a poco. www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA TOTAL digital

Décimo error: Mantener siempre la línea tensa. Después de sentir una picada es necesario aflojar la línea de modo que el lenguado no sienta la ten- sión en su boca, de lo contrario fácilmente se dará cuenta de que algo raro tiene su presa y la botara.

Décimo primer error: Levantar mucho la caña en forma vertical al traer el lenguado. Por la anatomía del lenguado al intentar recogerlo, especialmente en la zona de resaca con la caña muy levantada el lenguado tendera a subir presentando todo su ancho cuerpo una enorme fuerza apo- yado por la resaca que entra al mar ocasionando muy habitualmente que nuestra línea reviente. Junto con eso hay que recordar que el anzuelo generalmente viene clavado dentro del lenguado por lo que al traerlo con la caña en alto los dientes del lenguado entran en directo contacto con nuestra línea ocasionando erosión y piquetes en ella, por lo que debemos siempre intentar traerlo pegado al fondo con la caña de costado y muy cerca del suelo.

Décimo segundo error: No variar la velocidad de la carnada. Otro error que creo es muy común, es no variar las velocidades de recogida. es muy importante des- encadenar el instinto cazador del lenguado mostrando al pejerrey en su radio de acción y de forma vivaz o simulando un pez herido, para ello debemos probar distintas velocidades de recogidas, con pausas intermedia, procurar recorrer distintas profundidades en resumen imaginar como nada nues- tra base e imprimirle distintos movimientos.

nada nues- tra base e imprimirle distintos movimientos. Décimo tercer error: Freno muy suelto. Tratar de

Décimo tercer error: Freno muy suelto. Tratar de clavar sin freno o de- masiado flojo, es importante rea- lizar una clavada firme y certera o incluso clavar dos veces o co- rremos el riesgo de que se nos escape nuestra presa.

o co- rremos el riesgo de que se nos escape nuestra presa. www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA
Décimo cuarto error: no sentir al lenguado. Antes de clavar es necesario recuperar suavemente la

Décimo cuarto error: no sentir al lenguado. Antes de clavar es necesario recuperar suavemente la línea hasta sentir la presión del pez ya que co- rremos el riesgo de pasar en banda y no realizar una clavada certera.

Décimo quinto error: Pensar que ya no está el lenguado. Pensar que ya no está ya que se suelta el nylon, muchas veces el lenguado al tomar el pejerrey nada hacia a la orilla por lo que al intentar clavarlo sentimos que recogemos varios metros sin sentir al pez y creemos que no tomo la carnada y cuando nos damos cuenta que realmente lo teníamos puede ser demasiado tarde para clavar.

Décimo sexto error: Perder de vista el nylon. Muchos pescadores no ven que el mar ya les sacó la base del agua y están en la orilla de la arena es- perando que piquen los lenguados o simplemente mantienen una velocidad de recogida tan lenta que no tienen presión sobre la línea por lo que difícilmente sentirán una picada. Jamás perder el control de la línea en todo momento.

Décimo séptimo error: No recoger hasta la misma orilla. Muchos de mis mejores lenguados los he pinchado a menos de dos metros de mi por lo que es de suma importancia recoger hasta la misma orilla, especialmente al pescar con señuelos tipo rapala.

orilla, especi almente al pescar con señuelos tipo rapala. www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA TOTAL digital
Décimo octavo error: Invadir el pozón. Existen pozones muy cercanos a la orilla por lo
Décimo octavo error: Invadir el pozón. Existen pozones muy cercanos a la orilla por lo

Décimo octavo error: Invadir el pozón. Existen pozones muy cercanos a la orilla por lo que debemos procurar no ingresar directamen- te a ellos y tratar de no perturbar en demasía la zona metiendo bulla o corriendo dentro del agua. Recordemos que el lenguado generalmente se encuentra muy cerca de la orilla por lo que no veo necesidad de adentrarnos tanto en el mar ya que corremos el riesgo de invadir su zona y obviamente se cambiara de sector.

Décimo noveno error: No correr riesgos. Existe la creencia popular de asociar al lenguado con playa de full arena de kilómetros y kilómetros de extensión cuando en realidad es mucho mas común encontrarlos en los roqueríos cercanos a los bordes de playa o bajos de playa lo que nos presenta ciertamente mayor riesgo de trabar nuestra base pero a la vez nos incrementa nuestra opciones de capturas.

pero a la vez nos incrementa nuestra opciones de capturas. Vigésimo error: No ser constante. Quizás

Vigésimo error: No ser constante. Quizás por la teoría solunar, la teoría del agua, las mareas o quizás que otros factores me ha sucedido que una vein- tena de pescadores estamos sin obte- ner ni una sola pieza desde las siete de la mañana hasta el mediodía y justo cuando la mayoría ya desertó empieza el pique logrando buenas capturas, por lo que para la pesca del lenguado es im- portante ser muy perseverante.

Vigésimo primer error: No Tener paciencia. Muchas veces me he sorprendido cambiando señuelos de manera

Vigésimo primer error: No Tener paciencia. Muchas veces me he sorprendido cambiando señuelos de manera casi constante luego de unos pocos lances, o intentar solo un par de veces en un pozón y avanzar kilómetros de playas sin cesar. Para enganchar un lenguado se debe presentar la trilogía del señuelo que es presentarlo a la veloci- dad adecuada, a la profundidad adecuada y en el lugar adecuado, por lo que trataremos de lograr es- tos tres puntos dándole la posibilidad al señuelo de lograr cumplir estas tres premisas.

Vigésimo segundo error: No considerar la condición del mar. Cuando el mar esta calmo y el agua transparente es necesario trabajar nuestra base o señuelo con mayor velocidad ya que los lenguados tendrán mayor capacidad de detección y podrán observar mejor los detalles de nuestro engaño, por el contrario si el mar esta algo revuelto, por lo mismo nuestra re- cogida deberá ser mucha mas lenta, incluso haciendo pausas constantes, pero principalmente si la ola pica en nuestra playa y revuelve todo el fondo es mejor dedicarnos a pescar otras especies ya que resultara muy difícil enganchar un lenguado ya que ante estas condiciones tiende a refugiarse en aguas mas profundas.

Hasta aquí esta pequeña reseña de lo que no debemos hacer al momento de intentar la pesca del len- guado. Esperamos que les resulte de utilidad.

SeSe emiteemite porpor canalcanal 55 TELEVISIÓNTELEVISIÓN NACIONALNACIONAL domingosdomingos 1212 horas.horas.
SeSe emiteemite porpor canalcanal 55
TELEVISIÓNTELEVISIÓN NACIONALNACIONAL
domingosdomingos 1212 horas.horas.
RepeticiónRepetición domingosdomingos 24horas24horas
CONCURSO CONCURSO CIUDAD CIUDAD DE DE LA LA COST COST A A Texto Texto y

CONCURSOCONCURSO CIUDADCIUDAD DEDE LALA COSTCOSTAA

TextoTexto yy Fotografía:Fotografía: HéctorHéctor AbaldeAbalde

y Fotografía: Fotografía: Héctor Héctor Abalde Abalde Legamos a Solymar, parada 26 junto con mi amigo

Legamos a Solymar, parada 26 junto con mi amigo Wilson, sobre la hora, como buen uru- guayo. Fuimos hacia el lugar de inscripción donde estaban los organizadores del concurso, me anoto, y nos convidan con un te con hielo, pre- vio sorteo de las canchas las cuales ya esta- ban debidamente marcadas. Cuando bajamos hacia la playa, donde ya esta- ban los competidores con sus equipos armados, nosotros recién llegados al lugar correspondiente, me percato que me olvidé de las cañas y lo peor la carnada en el auto, no se que estaba pensando! Mi compañero se quedó en el lugar tomando el aperitivo mientras yo corría raudamente a buscar mis co- sas. Cuando llego le digo a Pavlo (organizador) me olvidé de mis cañas, pero no del whisky.- Bueno, ya en el lugar de pesca que me tocó ,siento que arranca la competencia, y yo no había armado aún. A los minutos, lanzo buscando variada con un solo anzuelo abajo, como no tuve respuesta, me de- cido a cambiar la base por una de pejerrey de fondo de 2 anzuelos. En el segundo lance veo la línea que afloja. Voy a ver pensando que no era nada, pues el viento suroeste estaba bastante bravo. Sor- presa me llevé cuando siento en la caña un tirón fuerte, y luego unos cabeceos grandes como de cor- vina, aferro , y comienzo a recoger mi línea 0.30mm con chicote progresivo. Mi emoción fue aún más grande cuando me dice un competidor al lado mío que es un lenguado!!! Poné la caña de costado,; me dijo casi con un grioto; y ahì lo traje!! Estaba agarra- do del labio con el anzuelo de peje- rrey mustad pata larga. Utilicé camarón con colorante y se prendió en el anzuelo de arriba. Y así se nos pasaba la tarde conver- sando y compartiendo unos amargos, con mi amigo. Pasado el rato, resultó ser la "pieza mayor" del torneo con 1kg. 250g, ya que solo salieron pejerreyes de fon- do, varios y de buen porte.

salieron pejerreyes de fon- do, varios y de buen porte. www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA TOTAL digital
Terminada la jornada, pasamos un rato agradable y de camaradería con todos los competidores con

Terminada la jornada, pasamos un rato agradable y de camaradería con todos los competidores con los que pude conversar. Al finalizar el concurso, los premios fueron varios: Un reel daiwa saltist BG, chalecos salvavidas, Whisky, chalecos de pesca, cañas con reel frontales, tanza, y por supuesto los debidos trofeos, Pieza mayor, Individual caballeros no federados, Niños, Equipos (piedra lisa fue el ganador), Individual Fe- menino, y federados individual. Mis sinceras felicitaciones a todos los competidores y en especial a los organizadores como Pavlo quien le dedicó mucho esfuerzo para que todo esto saliera de la mejor manera posible, ya que pasa- mos una jornada muy linda.- Desde ya, que espero poder ser partícipe de otras organizaciones de competencias, para compartir esta linda pasión que nos une que es la PESCA DEPORTIVA. Y que reinen estas libres y sanas competencias, que a todos nos gustan.-

estas libres y sanas competencias, que a todos nos gustan.- Antes de organizar una salida de
Antes de organizar una salida de pesca infórmese de que está saliendo, dónde y con
Antes de organizar una salida de pesca infórmese de que está saliendo, dónde y con que.
En los comercios del ramo le pueden brindar esta información.
No se deje engañar por artículos y publicaciones en las cuales el relevamiento informado tiene varios
meses de antigüedad.
Lo publicado en PESCA TOTAL nunca es viejo. Tratamos de brindarles la realidad.
Además en nuestro FORO tiene el pique, no solo al día, sino al instante.
Vea interesantes rincones dirigidos a todas las actividades afines a nuestra afición.
VIAJE,DEBUTVIAJE,DEBUTVIAJE,DEBUT YYY DEPEDIDADEPEDIDADEPEDIDA ParteParteParte fffinalinalinal TextoTextoTexto yyy
VIAJE,DEBUTVIAJE,DEBUTVIAJE,DEBUT
YYY DEPEDIDADEPEDIDADEPEDIDA
ParteParteParte fffinalinalinal
TextoTextoTexto yyy fotografía:fotografía:fotografía: SebastiánSebastiánSebastián HasenbalgHasenbalgHasenbalg
SebastiánSebastiánSebastián HasenbalgHasenbalgHasenbalg Como dicen por ahí… todo lo bueno viene en envase chico

Como dicen por ahí… todo lo bueno viene en envase

chico (el veneno también

quilachos con el sabor del éxito, los documentos de la victoria, y el baúl lleno de imágenes en HD, nos volvi- mos para la ciudad de Salto. Donde bajo el agua… pe- ro esta vez de la ducha, se repetían en mi cabeza los

reflejos de las astillas de carbono

animal de casi 39 libras que gano la contienda por KO.

-

Pusimos el agua a calentar, y bajo el humeante mate salteño, la maquinita de atado daba puntada con hilo. Habíamos pasado unas horas excelentes, dignas de recordar por mucho tiempo e ideales para compartir con amigo. Sabíamos que la mayoría estaba en el es- te, bailando en las comparsas y adorando al Rey Momo. El amigo Gianni tenía el día martes complicado ya que era el cumpleaños de Doña Gladys y además tenia posible salida de pesca con un Brasilero. La opción era que- darnos con la lancha solo para nosotros, pero a pesar de los montones de intentos de Rama para que así se me opuse férreamente y propusimos enviar un SMS al único que se había manifestado interesado en acercarse al Oeste. Fue así que 28 segundos después de recibir el mensaje, ya tenia reserva en el hotel y estaba encima de la camioneta. Fue así que en medio de la producción de Moscas, llegó “El oso Montañoso” El leñador de los bos- ques Norteños. El Señor Gonzalo Casanovas. Era la primera vez que nos veíamo; de hecho la orden de entrada decía: “PEDIR DOCUMENTO” o en su defecto “contraseña”, ya que ninguno de los tres lo habíamos visto jamás. Estuvieron los saludos de rigor, las anécdotas de siempre, las consultas de casi siempre, y los momentos espe- ciales. Por la noche salimos a cenar todos junto a la Flia. Juncal, otra vez visitando “AL MOJARRA”, mais nao tein mo- jarrita hoje. Salieron Picanhas, pamplonas, chivitos y demás cosas ricas, con unas cuantas geladas y montón de risas y cuentos. La santa de Gladys se banco cuatro enfermos hablando de moscas, líneas, dorados, tru- chas y quien sabe que otra barbaridad mas. Un mo- mento tan ameno que bordeábamos las dos de la ma- drugada y aun no habíamos llegado a casa.

aclara

la doña), así que tran-

y ese magnifico

a casa. acl ara la doña), así que tran- y ese magnifico El martes carnavalero comenzó

El martes carnavalero comenzó a las nueve de la ma- ñana, cuando la impaciencia nos golpeo el hombro y casi aun entre sueños asomamos las narices por la ventana a ver si aun llovía. Si había riesgo de cance- lar la salida., o bien podríamos repetir hazañas

pasadas. Estaba nublado, había llovido por la noche, pero en ese momento no caía una gota. Así que rezan- do en arameo aprontamos los bártulos, prendimos la máquina de atar y armamos los mates, hasta que el leñador llegó y se hizo cargo del mismo. El Gianni tra- bajaba desde temprano cortando el pasto, arreglan- do plantas, moviendo lanchas, claro era el onomástico de Doña Gladys y había bailongo en la casa por la no- che; así que la tenia movida el salteño. Entre una cosa y la otra, salimos tarde hacia Concor- dia, metimos pata y encaramos la rutina de pasar por el puente, llegar hasta el Camping CLUB, armar los equipos y esperar.

Ufff

experiencia de ayer? VON!!!!!!!!!!!!!!!!!!”, AJA

ese creo que era el mensaje… sep… bien…. Mas Vale que lo haga, ya que estas

cañas no son mías. Yo había llevado la SAGE solamente, básicamente porque venía del sur y la tenía encima, pero

además no tengo cañas más grandes ni más duras. Que responsabilidad, en fin

Nos sentamos en el bosque, esperando que venga el lobo, el guía. Habrá llegado unos 10 minutos tarde que se hicieron eternos. La misma escena del día anterior, americanos cansados y un argentino concheto llamado SA- MUEL; o algo así. Amigo de un amigo de Rama; gente fea que le dicen… Bue… la cuestión que subimos a la Marsopa y llegamos al puesto de Gendarmería, Para dar aviso. El clima estaba bondadoso, nublado con sol. Un cielo peronista que le dicen. Somos de la partida Gonza y YO, uno en cada extremo volando líneas para cada lado. El Garoto de la frontera, jamás había pescado un dorado con Mosca, así que estábamos por desvirgarlo, haciendo su debut, con nosotros y en LA ZONA, ojalá yo hubiera debutado así con la rubia más “Grandota”… jeje….

En la primer bajada por la costa argentina, el Leñador que venia armado de una ECHO 8#, línea de Flote, líder de 1,5 mts de 0,65 y andino Roja y Blanca de Manufactura Sanducera, tirando sobre la corredera y a medio de- rivar, logra un hermoso ejemplar de unas 5 o 6 lbs. Lo pelea con maestría y luego de 23 saltos sale la foto sobre

la lancha. Que DEBUT!!! Que día

hombros. Parecía un PACMAN!!! Seguimos la bajada y a los pocos metros… con una Malbran Azul y blanca pero con OJOS desproporcionadamen- te grandes, tengo el primer ataque; y cual paranoico con camisa de fuerza; me obligo a no levantar la mando de-

recha y clavar con la izquierda (con la línea) le tire tan fuerte y tantas veces que creo le partí cuatro dientes.

Repetía sus sal-

tos y corridas; había logrado el objetivo; clavar con la mano. Ahora había que sacarlo. Lucha va lucha viene. El dorado se entretiene; hasta q Javier lo levanta con el Boga, sale foto y pronto al agua. Que linda satisfacción

saber que esta vez, había podido controlar mi energía, sin romper nada y aun era la primer pasada, quedaban horas de pesca.

Rama toma mi posición. y siguen las subidas y derives tanto de lado Uruguayo como Argenti- no (el más rendidor este día). Rama, probaba moscas de todos los colores, siempre Malbran, pero erraba piques o casi no tenia. Gonzalo seguía pinchando, creo que saco mas de 4 o 5 algunos muy lindos de 10 lbs siempre con Andinos. Aclaro que si bien estas moscas andan de maravillas se hacen pelota con los ataques de los dorados de menos de 4kg que dejan el anzuelo pelado. Yo pinché unos cuantos también, cerca de 6 creo, el más chico tendría 2 kg,, el más grande 5,5 kg…Se me ocurrió darle mi caja de moscas

El dorado salto en el aire y como si fuera una remake de tiburón las 12 lbs de energía y pasión

La sonrisa del tipo no entraba en su cara, creo que se le extendió por los

no entraba en su cara, creo que se le extendió por los Habré aprendido algo?? ”con

Habré aprendido algo??

”con

la

claro si si

que me quedo de la

mano

CLAVA

HUE-

veremos que pasa.

!!!

si que me quedo de la mano CLAVA HUE- veremos que pasa. !!! www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta

al Guía y decirle que biche a ver que encontraba

gustaba alguna mosca para que ponga. Mientras estaba

con una Malbran roja y blanca

dio una andino Roja y blanca casualmente atada por Sensei Sanducero, en anzuelo 3/0. Tuve 2 lindas captu- ras con esa mosca hasta que en un cast hacia el fin de

la corredera; y luego de 3 strips; el pique franco activo el resorte de la mano izquierda y con bruto tirón clave una hermosa locomotora dorada que salto casi paralela al agua y arranco; repito; arrancó el tippet de la línea

en el nudo del clavo!!!

de Hundimiento 7…quedó el corazón pelado; el recubri- miento salió disparado con líder mosca y dorado inclui- do. Allá en el fondo seguía saltando la doña con mi mos-

ca entre los dientes…!!! Rama vuelve a escena. Y con una desazón propia de un Franchute cuando se le vuelca el vino.; tiraba y refunfu- ñaba al mismo tiempo. Por suerte tiene amigos que lo Bancaron en las malas porque cada tres minutos. decía.:

”no tiro mas….pesca vos Sebas!!!, pesca vos Gonza!!”. Dale maricón!!! Seguí pescando que va a salir; no seas ne-

le decía Gonzalo… (creo….jeje)…Fue así que luego de un rato… y bajo un deriva larga…. 13 lbs de lingote,

salta encabriolado por el dolor de muelas que le producía la muy efectiva Malbran dorada que había puesto

al de la Bandana, al

mismo que pesca con las Botas de XuXa, o se disfraza de Sadomasoquista. Ta bien pirado el tipo (serán las se-

tas y los hongos del bosque de Francia??). Así paso la media tarde, entre dorados, Malbranes y Andinos. Con fotos, risas y cargadas. La orilla nos recibía, con la nostalgia del que se va; del que no lo haría. si fuera por op- ción; pero allá estábamos de nuevo sentados en las banquetas, conversando con dos guías e intercambiando opi- niones escuchando cuentos de grandes récords, de celebridades que pasaban por allí; de grandes salames y yer- bas. Con los hombros entumecidos de los nervios, llegamos al puente internacional donde demoramos mas de cuatro minutos en pasar y unos veinticinco más en llegar a la Posada del buen tratodónde nos esperaban con gran pica- da gran cerveza de la rubia y ansiedad por los relatos y las fotos. Que bien nos hicieron sentir en esa casa!!!

MUCHAS GRACIAS FLIA JUNCAL!!

nuestro mariposa amigo. Linda pelea; lindo momento… y recuperamos al Rama de siempre

na!!!

Si le

momento… y re cuperamos al Rama de siempre na!!! Si le y andaba de perillas. Me

y andaba de perillas. Me

Era una línea de Gianni. La 40+

son

un 10…. En escala del 1 al 6…

Aprontamos bártulos, nos fundimos en un abrazo, una sola sonrisay la promesa de no olvidar estos días en mu- cho tiempo.

conocimos a

un personaje como pocos, DEBUTÓ, bajo nuestra atenta mirada….presenciamos el record pescapoco en dora- dos con Mosca y DESPEDIMOS a una amigala hermosa. Todo esto regado con cariño y cervezas QSRP (que se repita pronto)

Un abrazo con acero de 30lbs

El saldo del VIAJE fue de ORO, y no por los pescados. sino por los amigos. Pasamos de maravillas

los pescados. sino por los amigos. Pasamos de maravillas www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA TOTAL digital
MOJARRAMOJARRA MOJARRA M ario Acosta Rius E n la presente entrega, me decidí por un
MOJARRAMOJARRA MOJARRA M ario Acosta Rius E n la presente entrega, me decidí por un

MOJARRAMOJARRAMOJARRA

Mario Acosta Rius

En la presente entrega, me decidí por un pez al cual uno lo toma como una especie que está “ahí”…sin importancia ninguna para nosotros , los pescadores, pero bien que nos acordamos de ella al momento de salir a pescar especies mas grandes. Me refiero a la olvidada y conocida mojarra.

En la cadena alimenticia de los ambientes comúnmente llamados dulceacuícolas las diferentes espe- cies de Mojarra ocupan un lugar sumamente importante. Constituyen para la mayoría de las especies ictiófagas, la principal fuente de alimento y sustento. Son peces de una vitalidad llamativa, siempre “energéticas”, y con una fuerza desmedida para su pe- queño tamaño, esto lo comprobamos con el simple hecho de “mojarrear” y ver como ésta especie tira con inusitada fuerza de nuestra línea

La mojarra es un pez que habita prácticamente todas las aguas dulces de nuestro país, siendo estos cursos de agua, tanto ríos, arroyos, lagos, tajamares, etc. Tienen amplia distribución en todo el continente americano. En Uruguay, hay más de 20 especies de mojarras, las cuales en general, solo conocemos unas pocas, dado que éstas predominan sobre las otras lo que no quiere decir que las demás no existan. Las especies que habitualmente pescamos son : Astyanax Sp. , Astyanax abramis, Bryconamericus iheringii, Cheirodon interruptus. Las mojarras pertenecen al orden Characiformes, al igual que los sábalos, bogas, Tarariras, Dorados, Pirañas, etc.

Descripcion Anatómica

Su cuerpo es de forma ligeramente ovalada y es muy comprimido en los laterales. La cabeza es chica

y poderosa. La boca es pequeña en ella se observa una hilera uniforme de diminutos y afilados dientes que arrasan con todo lo que este vivaz pez crea comestible.

La tonalidad de la piel varía en relación a la especie de la que se trate y del medio en el que viva, pre- dominando en casi todas ellas el blanco-plateado. Estos peces usualmente se caracterizan por tener un cuerpo con escamas, dientes bien desarrollados

y filosos, y una aleta adiposa (segunda aleta dorsal sin radios).

La Mojarra puede tener, según la especie, siete u ocho aletas, pudiendo estar ausente la aleta adiposa.

Se contabilizaron 1 espinas dorsales , 10 radios blandos dorsales;3 espinas anales y 22 radios blandos anales Como todo Characiforme, presenta un sistema o aparato weberiano (serie de huesillos conectados entre la vejiga natatoria y el oído interno) que le sirve de caja de resonancia, adaptación positiva y beneficiosa frente a otras especies de ordenes distintos.

Curiosidades…

La mojarra ha sido catalogada como especie sensible a la contaminación acuática. A pesar de su clasificación científica, la mojarra comparte muchos comportamientos con la tararira, a modo de ejemplo para los pescadores de artificiales: cuando uno tira un señuelo muchas veces ve- mos a las mojarras perseguir nuestro señuelo hasta nosotros, cosa que muchas especies no presen- tan este comportamiento. La mojarra siempre anda en cardumen, es difícil encontrar casos en que ande de manera solitaria

Fuentes:

*www.fishbase.org (consultado en entre los días 19 al 23 de abril 2012) *VIGNOLO, Luis A. - 1976 La pesca deportiva en el Uruguay y Río de la Plata. *Peces de Agua dulce del Uruguay 2011

Al inicio de una nueva temporada de pesca de pejerrey, les dejamos información sobre dónde conseguir mojarras para la pesca.

Angelo—Cufré 2287 Cel: 094 708 540

Paquete de 50 unidades $ 60 c/u.- Tres paquetes o más $50 c/u.-

de 50 unidades $ 60 c/u.- Tres paquetes o más $50 c/u.- www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA
de 50 unidades $ 60 c/u.- Tres paquetes o más $50 c/u.- www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA
de 50 unidades $ 60 c/u.- Tres paquetes o más $50 c/u.- www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA
PESCANDOPESCANDOPESCANDO CONCONCON MOSCAMOSCAMOSCA ENENEN LALALA REPRESAREPRESAREPRESA DEDEDE PALMARPALMARPALMAR
PESCANDOPESCANDOPESCANDO CONCONCON MOSCAMOSCAMOSCA
ENENEN LALALA REPRESAREPRESAREPRESA DEDEDE
PALMARPALMARPALMAR
TextoTextoTexto MiguelMiguelMiguel TrípaniTrípaniTrípani
FotografíasFotografíasFotografías FernandoFernandoFernando “Sumo”“Sumo”“Sumo” VicenteVicenteVicente
NTRODUCCIÓNNTRODUCCIÓNNTRODUCCIÓN
La pesca con mosca en nuestro país ha ganado
adeptos en los últimos meses como nunca antes y
PESCA TOTAL digital a través de nuestro foro, ha si-
do un vehículo importante para muchos de los que
están comenzando por estos días a practicar la mo-
dalidad. Por otro lado, también es bueno destacar
que desde hace años existe un grupo de aficionados
(hoy profesionales) que le encontraron la vuelta a
esta pesca y ellos también son parte importante de
éste crecimiento que el “fly fishing” esta teniendo
por estos tiempos y esa dura remada que vienen
haciendo hace años, hoy está dando su frutos.

Parte de estos precursores mosqueros uruguayos ya han colaborado en notas anteriores en nuestras pági- nas y en esta nota en particular, nos juntamos con el grupo de pescadores del departamento de Rocha, que como desde hace años se juntan en Palmar con sus pares argentinos y así hacen de cada pesca unos bue- nos clásicos Río platenses. Junto al amigo Arturo Safores partimos rumbo a la represa de Palmar en busca de premios dorados con esta tan exquisita modalidad donde además de buena pesca, encontramos nuevos amigos pescadores, con

los cuales compartimos no solo horas en el río, si no también de camaradería de la buena.

PARTICULARPARTICULARPARTICULAR EFECTIVIDADEFECTIVIDADEFECTIVIDAD

La pesca aguas abajo de cualquier represa está di- rectamente ligada al trabajo de la misma. Palmar no escapa a esto y por lo tanto la manera de pescar es muy diferente si la represa está largando agua a que si no lo hace. Lo particular de la pesca con mosca es que solo cambiando el equipo a utilizar se puede ob- tener prácticamente el mismo resultado en piques o ataque tanto con mucha agua como con poca, cosa muy difícil de lograr pescando con cebos naturales o señuelos.

de lograr pescando con cebos naturales o señuelos. www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA TOTAL digital
Lo particular de esta temporada que llega a su fin en este mes de mayo,

Lo particular de esta temporada que llega a su fin en este mes de mayo, es que prácticamente siempre se pudo pescar con mosca y la mayoría de los días de la temporada era ésta modalidad la que rendía casi exclusivamente. El tema pasa por lo selectivos que se encontraban los dorados y los compañeros que asistieron en jornadas don- de los dorados estaban amontonados y nadie podía hacer que tomaran cualquier tipo de cebos (naturales o arti- ficiales) observando, pudieron ver que había en abundancia, majuga de pejerreyes y mojarritas prácticamente alevines, de tan chicos que eran. Por lo que solamente imitando con distintos pelos, estos pequeños peces, logra- ron tener piques de estos feroces y ágiles doradillos.

Otra particularidad era que a primera hora del día, antes de que saliera el sol era cuando se obtenían más can- tidad de piques. Luego al pasar las horas era como que los dorados se iban llenando paulatinamente y su activi- dad mermaba poco a poco para que luego, a última hora, retomaran su actividad alimenticia proporcionando otro rato de linda actividad para la pesca.

COMOCOMOCOMO YYY CONCONCON QUEQUEQUE PESCAMOSPESCAMOSPESCAMOS

Los días que estuvimos nosotros la represa no trabajó y la pesca se hizo en los distintos pozos y correderas que se ven cuando el río parece secarse. Equipos número 5, 6, y 7 son los ideales para divertirse con estos doradi- llos que promedian el kilo y medio donde alguna ves salió entreverado algunos de 4 y hasta de 5 kilos que pro- porcionaron grandes batallas a los afortunados mosqueros.

Las líneas ideales para estas condiciones, de flote y de torpedos cortos, tipo Bass Bag Taper. Muchas veces colocando la caña debajo del brazo y recogiendo rápidamente con las dos manos, como si quisié- ramos sacar la mosca del agua cuanto antes, era de la manera en que se lograban los ataques. Por otro lado cuando la represa trabaja con el mismo equipo de pesca cambiamos la línea de flote por una Sink Tip, que son flotantes con un extremo de hundimiento en diferentes largos y velocidades de hundimiento.

en diferentes la rgos y velocidades de hundimiento. www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA TOTAL digital
Las moscas que se utilizaron y mejor rindieron para dorados fueron básicamente Streamers de pelos

Las moscas que se utilizaron y mejor rindieron para dorados fueron básicamente Streamers de pelos sintéti- cos, de Craft Fur o de Cinta de Mochila, colores claros para el día con buen sol y oscuros para el amanecer y anochecer. Las taruchas nunca faltaron a la cita y dieron satisfacciones extras a los pescadores. Una de las que salió esos días, fue con una mosca Uruguaya llamada “Malbran dorada”, inventada por Ramiro García que está hecha en su totalidad con guirnaldas navideñas y la otra tarucha tomó una Andino negra-naranja de Craft Fur (pelo de pelu- ches).

CIERRE Luego de la pesca, nos juntamos en la casa donde se alojaban los pescadores de Rocha y los mosqueros y amigos Argentinos. Estábamos todo en la misma sintonía de compartir experiencias, comentarios de la pesca del día, chistes, cargadas, pero cada cual en lo suyo. Nosotros conociendo más a estos colegas, otros arrimando brazas al cordero, otros preparando nuevas moscas para la tarde y otros registrando en fotos y videos aquellos mo- mentos. Fue realmente un fin de semana fantástico en todos los sentidos y un espectáculo no solo estar todo el día lite- ralmente dentro del río buscando a los dorados. Todo un cúmulo de sensaciones de una pesca por demás activa e interactiva; lo que hace que Palmar sea uno de los mejores, si no el mejor pesqueros de dorados para mosque- ros, apreciado tanto por veteranos aficionados, como por quienes se están iniciando en esta atrapante modali- dad de pesca que pone a prueba en todos los sentido y en cada momento a quien la realice.

en todos los se ntido y en cada momento a quien la realice. www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta
TARARIRASTARARIRAS FINFIN DEDE TEMPORADATEMPORADA Texto y fotografía: Pablo Domínguez l viernes 23/3 nos organizamos
TARARIRASTARARIRAS
FINFIN DEDE TEMPORADATEMPORADA
Texto y fotografía: Pablo Domínguez
l viernes 23/3 nos organizamos para
tentar el fin de temporada de tarari-
ras en Tacuarembó.
Nos juntamos por la revista, José Luis
Domínguez, Tabaré Conte, Jorge Curbelo
(Tico), y quien escribe. Por el programa “
Al Aire Libre “ Daniel Pérez y Uruguay
Méndez.
Llegamos juntos a Paso de los Toros, el
viernes en la tarde, ocupamos unas de las
cabañas del camping “ El Sauce “, donde
cómodamente nos instalamos, y comenzó
el
apronte de los enceres de pesca para
el
otro día, asado, guitarreada, e inter-
cambio de experiencias de la gran pesca
de la tararira tornasol, así de ésa manera
despuntamos los nervios y pasamos la no-
che amenamente.
LUGARLUGARLUGAR DEDEDE PESCAPESCAPESCA
A las 8 de la mañana del otro día previo

botado en embarcaciones, nos dirigimos navegando expresos, los doce kilómetros que separan de Paso de los Toros del arroyo Minas de Callorda. Navegamos hacia el este llegando muy cerca de la represa de Rincón del Bonete.

LALALA PESCAPESCAPESCA

La mañana transcurrió sin mucha actividad, teniendo solo 2 piques, a pesar del estado inmejorable del clima y del arroyo. Preocupados por la poca respuesta, decidimos parar y tomar un refrigerio y asar unos chorizos en la costa de un cañadón cortado donde el arroyo se hace prácticamente innavegable. Luego de recargar las pilas, y esperando el agua estuviera un poco más caliente que en la mañana volvimos. Aproximadamente a las cuatro de la tarde a las canchas. Casi de inmediato comenzaron a doblarse las cañas al grito de: ¡tenemos una bruta!. Nuestro amigo Tabaré pudo subir a la embarcación un ejemplar de aproximadamente cuatro kilos.

Desde ese momento y hasta el caer de la tarde no paramos de tener piques
Desde ese momento y hasta el caer de la tarde no paramos de tener piques

Desde ese momento y hasta el caer de la tarde no paramos de tener piques de todos los portes entre dos kilos y medio hasta cuatro y medio. No tuvimos piques de tarariras grandes, pero tuvimos una tarde de pesca que no vamos a olvidar, rematando ésta, José Luis en la boca del arroyo con una bruta de cuatro kilos, junto con la caída del sol.

EQUIPOSEQUIPOSEQUIPOS

Utilizamos cañas de trolling de grafito de acción 20 lbs y algunas de 25 lbs, no más. Para mi entender con la técnica del trolling, ( como sabemos, se trata del arrastre del señuelo con la embarcación ), se obtiene mejor resultado cuando la vara no es tan grosera y permite la navegabilidad del señuelo aun- que éste sea un tanto pequeño. En cuanto a los reels, utilizamos galletas cargadas con multifilamento de 0.20 y rotativos cargados con 0.30 a 0.37, los señuelos utilizados son: coquets; tucanes y moja- rras rojas y blancas, estas ultimas fueron las que dieron el mejor resultado.

LLEGADALLEGADALLEGADA

Al caer la nochecita emprendimos la navegación de vuelta al camping disfrutando del encantador paisaje del Río Negro. Luego de subir las embarcaciones, en las caba- ñas, la alegría de nuestro grupo se notaban a lo lejos. Aprontamos unos mates y felices nos dedicamos a asar otro buen costillar comentando nuestro día de pesca es- pectacular.

costillar comentando nuestro día de pesca es- pectacular. www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA TOTAL digital
costillar comentando nuestro día de pesca es- pectacular. www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA TOTAL digital
De: gdaniel147@hotmail.com Fecha: 05/04/2012 08:40:11 p.m. Para: editorial@pescatotaldigital.com.uy Hola!! Te envío
De: gdaniel147@hotmail.com Fecha: 05/04/2012 08:40:11 p.m. Para: editorial@pescatotaldigital.com.uy Hola!! Te envío
De: gdaniel147@hotmail.com Fecha: 05/04/2012 08:40:11 p.m. Para: editorial@pescatotaldigital.com.uy Hola!! Te envío
De: gdaniel147@hotmail.com Fecha: 05/04/2012 08:40:11 p.m. Para: editorial@pescatotaldigital.com.uy Hola!! Te envío

De: gdaniel147@hotmail.com Fecha: 05/04/2012 08:40:11 p.m. Para: editorial@pescatotaldigital.com.uy

Hola!! Te envío estas fotos que son con amigos en santa Lucia, me gustaría poder estar en la revista!!! Muchas gracias!

me gustaría poder estar en la revista!!! Muchas gracias! De: irsanti@adinet.com.uy Fecha: 08/04/2012 11:29:38 a.m.
me gustaría poder estar en la revista!!! Muchas gracias! De: irsanti@adinet.com.uy Fecha: 08/04/2012 11:29:38 a.m.

De: irsanti@adinet.com.uy Fecha: 08/04/2012 11:29:38 a.m. Para: editorial@pescatotaldigital.com.uy Asunto: salieron los grandes

La pesca fue en el río, a la altura del kilómetro 26 de ruta 1.

fue en el río, a la altura del kilómetro 26 de ruta 1. De: Rodolfo Flores

De: Rodolfo Flores Fecha: 23/04/2012 09:48:22 a.m. Para: editorial@pescatotaldigital.com.uy CC: 'santiago flores' Asunto: LAMENTABLE

Estimado, Soy un ferviente seguidor de su revista casi desde sus inicios y al igual que Ud. y su equipo y seguramente la mayoría de los lectores de la misma, me encanta la pesca, el camping y la vida al aire libre, lo cual practico cada vez que puedo. Quisiera compartir con todos los lectores algo que me ha producido un profundo rechazo tanto a mi, como a mi hijo, con el cual compartimos casi todas las salidas y al cual desde chico traté de inculcar el respeto por el me- dio ambiente. Se trata del programa que emitió ayer domingo 21 de abril el canal de cable A+V llamado Fanáticos por la Pes- ca, donde se emitieron imágenes de un campamento donde participaban los conductores del programa durante la pasada Semana de Turismo, en un paraje del Río Negro llamado Minuano. En dicho programa se mostraron los momentos en los cuales se revisaba, bote mediante, una red y se sacaban (no puedo decir pescaban) por lo menos 2 hermosas tarariras, las cuales luego fueron puestas en una trampa esperando su destino posterior. Me parece lamentable que en este tipo de programas que supuestamente deberían promover la pesca deportiva y censurar este tipo de acciones, se haga exactamente lo contrario, dejando de lado la emoción de la lucha que nos plantearía un pez de esas características en su afán por desprenderse de nuestro artificial, en pro de sa- tisfacer sus expectativas de “sacar” algo grande no importando los medios. Sin mas y quedando a sus gratas órdenes, Saludo muy atte. Rodolfo Flores - Ciudad de Florida

www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA TOTAL digital - 48
MERLUZAMERLUZA MERLUZA AA A LALA LA GALLEGAGALLEGA GALLEGA Ingredientes 4 rodajas de merluza ó pescadi-

MERLUZAMERLUZAMERLUZA AAA LALALA GALLEGAGALLEGAGALLEGA

MERLUZAMERLUZA MERLUZA AA A LALA LA GALLEGAGALLEGA GALLEGA Ingredientes 4 rodajas de merluza ó pescadi- lla

Ingredientes

4 rodajas de merluza ó pescadi-

lla de 250 gr. c/u

4 patatas grandes

5 dientes de ajos

1 cebolla

1 cucharada de pimentón dulce

200 ml. de aceite oliva virgen

extra

Perejil

dulce 200 ml. de aceite oliva virgen extra Perejil Elaboración En una cazuela con agua y

Elaboración

En una cazuela con agua y sal poner a hervir las patatas cortadas a rodajas gruesas, con la cebolla y el perejil. Cuando estén casi hechas, incorporar el pescado. Con 10 minutos de hervor será suficiente, tenemos que procu- rar que no se haga demasiado, en su punto. Calentamos el aceite en una sartén, salteamos los dientes de ajos lamina- dos, retiramos la sartén del fuego y añadimos el pimentón. Quitamos el caldo de hervir las patatas y el pes- cado e incorporamos a la cazuela el sofrito. Ya está listo para servir.

a la cazuela el sofrito. Ya está listo para servir. www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA TOTAL digital
a la cazuela el sofrito. Ya está listo para servir. www.pescatotaldigital.com.uy Revis ta PESCA TOTAL digital
Texto: Fernando Rovira Se acercaba el otoño y comenzaba la época del pejerrey. El lugar
Texto: Fernando Rovira Se acercaba el otoño y comenzaba la época del pejerrey. El lugar

Texto: Fernando Rovira

Se acercaba el otoño y comenzaba la época del pejerrey. El lugar por excelencia es la explanada de la escollera, pero personalmente creo que hay otros lugares donde poder pescar con el lengue o la currica. Uno de esos espacios es la expla- nada del Muelle de Punta carretas

la punta del caño en la misma ubi- cación. Un domingo de mañana, del mes de Abril, con termo y mate y bien abrigado, partí a moja- rrear un rato. Traté de no lle- gar muy temprano pues la ma- ñana estaba fría. Tampoco muy tarde pues cuando el tiempo está bueno se llena enseguida de pescadores. Al llegar al mencionado lugar, opté por escon- derme de la brisa ma- ñanera en la explana- da del caño, en la punta rocosa pasando el faro. Bajé mi bolso de tela de ”jean” y el manojo de cañas. Lo primero fue abrir el tarro de ceba y prepararme a condimentar el agua. Tiré un poco aquí, y otro poco allá. Entonces me puse a to- mar unos mates. Comencé a armar las cañas de flor como a los 20 minutos. La primera de 4 metros con una bolla pequeña

y un anzuelo más pequeño posible,

o

era mi preferida. Mientras arma- ba la segunda, comencé a sentir un alboroto en el agua. Miré y se tra- taba de majuga que ya se estaba haciendo presente, junto algún pejerrey un poco más grande. Lo que me hizo armar la caña grande

para intentar sacar algún matungo. Volvía cebar otro poco el aguay y me di prisa, no quería perder un minuto más. Corté la carnada en trozos peque- ños y coloqué todo sobre la expla- nada como para tener los elementos al alcance de la mano. Cuando me

dio un poco de tristeza. Pasé por delante de él pero el pe- queño gatito ni siquiera se movió. Me senté donde tenía todo pronto y antes de comenzar volví a cebar un poco más el agua. Bajo la caña y en menos de un segundo saqué la primera majuga. Levanté la caña y cuando voy a desprender al pez, el gato comenzó a maullar. Lo miré desconcertado, pues no podía creer que a la primera pieza, y ya me estuvie- ra pidiendo de comer. Cuando fui a dejar la majuga en el tarro volvió a maullar. Esta vez me apiadé y se lo di. Volví a encarnar y cuando me disponía a lanzar la bo- ya, maulló otra vez. Lo miré pen- sando que no había visto la pie- za que le tiré, pero en reali- dad, el que no la vio fui yo, pues ya se la había tragado y quería más. Me dio un poco de gra- cia la situación. Salir de pesca para alimentar gatos de la calle, no era cosa de todos los días, pero parec- ía que hoy, alguien más tendría la panza llena. Así fueron pasando los minutos y los peces que iban saliendo eran todos para el minino. Poco me im- portaba pues el agua hervía de pe- ces. Al principio parecía no tener un límite, comía y comía sin parar, por suerte la pesca era buena. Un rato después se apareció otro y después otro. Me empecé a reír pues en menos de quince minutos ya tenía ocho gatos más. Sin otra persona con la que compartir el

ocho gatos más. Sin otra persona con la que compartir el fui a sentar, recordé que

fui a sentar, recordé que no había bajado el almohadón del auto, pues el piso todavía estaba frío. Subo por la pendiente hasta el auto y regreso. Cuando estoy volviendo me encontré algo inesperado. Se trataba de un gatito negro que me miraba con suma inocencia. No me considero el amante de los gatos, pero un animalito tan indefenso, que solo busca calor y comida, me

momento y deseoso de que me dejaran pescar tranqui-

lo, comencé a sacar pejerrey para toda la pandilla.

Les hablaba y hasta les había puesto nombres. Esta- ban, “ Pirata”, “Panzón”, Tomas”, “Gruñón”, “Nano”, tres más a los que los llamé “Hugo”, “Paco” y “Luis” y por supuesto el negrito que ya no estaba en el grupo,

era “Salem”. Al parecer ya se había llenado la panza y

se había retirado.

Así se fue dando la primera parte de la mañana, en compañía de unos gatos que a pesar de la situación por

la que pasaban, no habían sido atrevidos. Tampoco les había dado lugar a tal cosa. Porque antes de que me robaran la pesca o la carnada, los dejé con la panza llena. Uno a uno se fueron echando al sol, contentos con el desayuno que les había propinado. Cuando de repente,

totalmente distraído con los gatos, sentí como la caña

de flor me tironeaba de las manos. Al mirar, encuen-

tro que la boya no estaba y subí la caña.

Mi sorpresa fue ver como se clavó y no permitía que

sacara el anzuelo del agua. Cuando afloró lentamente

la línea, me quedé atónito al encontrar un hermoso

lomo negro prendido del anzuelo de abajo y otro no tan grande del anzuelo de arriba. Lentamente subí la caña hasta la explanada y logré sacar semejantes pie- zas. Aparte de mi asombro por las piezas, lo más cómico fue ver que ningún gato se movió de su siesta matutina. Volví a reírme solo, pues me dio gracia su falta de interés por los pescados. Volví a encarnar y volvía a sacar un par más. Armé la caña chica con una boya y un anzuelo un poco más grande y tiré a dos ma- nos. Comenzaron a salir pejerrey de todos los tama- ños. Salían de a uno y de a dos. Salían grandes, me- dianos y chicos. De repente el pique paró de forma abrupta. Unos 5 minutos después, volvió a picar solo

que ésta vez al intentar aferrar, el anzuelo desapare-

ció y la línea saltó por los aires. Mi primera impresión

fue la de un burel, así que cambié las líneas, a las que están preparadas con anzuelos de pata larga y una base de acero. Puse una mojarra de carnada y en cuestión de segundos picó. La caña se dobló con toda la furia que el animal poseía. A medida que subía podía ver como se tensaba la línea, hasta que logré sacarlo del agua. Se trataba de un burelón o como también se lo conoce, anchoa. Uno tras otro se fueron dando de tal manera que no me daba tiempo a encarnar. Llegué a pescarlos sola- mente con el hilo de atar la carnada. Estaba tan emocionado que no me percaté que ya ten-

ía compañía. Pero seguí sacando unos “planchones”

hermosos. Enseguida se corrió el cuento de la pesca que se me estaba dando y unos minutos después tenía gente por todos lados. A esa altura ya era cerca del mediodía y

llevaba sacados unos 35 bureles, otro tanto de pejerrey y todavía quedaba algo de majuga. Lentamente fui juntando las cosas y llevándolas al au- to, pues el día estaba hecho. Junté todo como pude y me fui para mi casa muy contento con la pesca del día. Al llegar a casa mi esposa estaba esperándome con el almuerzo. Mi fiel amigo “Toby” salió a recibirme a la puerta. Bajé las cosas y me dispuse a limpiar todo el desorden. Pero el almuerzo estaba caliente y era me- jor tomar un respiro; la limpieza podía esperar. Me senté en la mesa con la familia y les relaté todo lo acontecido. A mitad de la historia sentí que Toby la- draba y ladraba sin cesar. Lo mandé callar un par de veces, pero seguía ladrando. Molesto porque no se ca- llaba, me levanté de la mesa para ver que le estaba ocurriendo. Lo primero que vi era que le ladraba al bolso de pesca. Así que le abrí el bolso a Toby para que viera que lo que había adentro eran solamente

pescados. Pero la sorpresa me la llevé yo. Cuando abrí la bolsa, la volvía cerrar. La volví a abrir y no lo podía creer. Se trataba de “Salem” el gatito ne- gro que estaba en el muelle, había quedado dentro del bolso. Aparentemente por razones que desconozco, una vez que se llenó la panza se metió dentro del bolso

a dormir, y yo sin saberlo, y apurado por salir, me lo traje. Entonces me pregunté.- ¿Y ahora? ¿Qué hago? Después de meditarlo un rato entré con el pequeño gato escondido en mi espalda. Cuando todos me vieron entrar, enseguida me preguntaron, ¿Que había pasado

y qué estaba escondiendo? Entonces con una sonrisa

culpable, les mostré a “Salem”. Los chicos se abalan- zaron sobre mí para arrebatármelo de las manos, con

la frase característica.- ¿Lo podemos tener?

Antes de soltarlo y dárselos, primero busqué la com-

plicidad de mi esposa, porque al parecer, la familia se había agrandado sin querer. Lo llevamos al veterinario

y lo hicimos atender de forma completa.

Cuando llegó a la madurez, lo castramos. Hoy en día, aquél pequeño gatito desnutrido, es un gato enorme y saludable. Duerme con los chicos en la cama, aunque en invierno prefiere dormir frente a la estufa de leña. Corre libremente y juega todo el día con Toby, que después de un tiempo también empezó a quererlo. Cuando salgo de pesca, me espera hasta que vuelva. Cuando regreso me pide pescado como el pri- mer día que lo conocí. Haber adoptado aquél pequeño gatito en una mañana de invierno, me cambió la forma de pensar sobre los gatos que viven en el muelle. Lamentablemente no pue- do traerlos a todos a casa, pero cada vez que voy de pesca, les llevo comida de la que le compro a Salem. Cuando sienten mi auto llegar saben que la comida lle- ga, y aunque no pueda darles un hogar a todos, sé que

puedo darles, un momento de felicidad en sus vidas.