Está en la página 1de 10

UNIVERSIDAD NACIONAL EXPERIMENTAL“FRANCISCO DE MIRANDA” AREA CIENCIAS DE LA SALUD CURSO ESPECIAL DE INTEGRACIÓN TSU. ELECTROMEDICINA - ING. BIOMÉDICA SEGURIDAD HOSPITALARIA

PLAN DE SEGURIDAD RADIOLÓGICA PARA EL CENTRO DIAGNÓSTICO NUCLEAR DE VENEZUELA

- ING. BIOMÉDICA SEGURIDAD HOSPITALARIA PLAN DE SEGURIDAD RADIOLÓGICA PARA EL CENTRO DIAGNÓSTICO NUCLEAR DE VENEZUELA

INTRODUCCION

Cuando nos planteamos que la protección de los pacientes, del público y del personal ocupacionalmente expuesto (POE) sea un asunto de alta calidad, debemos asegurar que las radiaciones ionizantes cuenten con un nivel apropiado de protección al hombre y al medio ambiente, sin limitar de forma indebida las prácticas beneficiosas de la exposición a las radiaciones. Es por ello necesario, establecer normas que garanticen la prevención de la incidencia de efectos biológicos deterministas (manteniendo las dosis por debajo de un umbral determinado) y la aplicación de todas las medidas razonables para reducir la aparición de efectos biológicos estocásticos a niveles aceptables. Para conseguir estos objetivos, se deben aplicar los principios del Sistema de Protección Radiológica propuestos por la Comisión Internacional de Protección Radiológica (ICRP) y las normas COVENIN VENEZOLANAS.

Los principales instrumentos para lograr este objetivo son la justificación de las prácticas, la optimización de la protección, el uso de límites de dosis y la aplicación de niveles de referencia. Debido a que los procedimientos de protección radiológica son una medida básica para la preservación de la salud de los trabajadores, de los pacientes y del público que asiste a estos servicios, así como del mismo ambiente, se ha considerado la necesidad de contar con las medidas necesarias en seguridad Radiológica, así como con un plan de Protección que a su vez dé cumplimiento a la normatividad COVENIN actual.

Es necesario que se establezcan los procedimientos, que garanticen la observancia de las normas en protección y seguridad radiológica aplicables a la práctica laboral rutinaria con el uso de equipos para diagnóstico y proporcionar al POE un conjunto de procedimientos administrativos, de operaciones rutinarias y de emergencia en el uso de los equipos, así como el mantenimiento de las exposiciones tan bajas como sea posible. Todo ello bajo el cumplimiento del Reglamento General de Seguridad Radiológica y la Ley General de Salud.

Plan de Protección Radiológica Operacional. 1.- Áreas de trabajo. La Norma Venezolana COVENIN 2258:1995 establece la necesidad de aplicar un adecuado Programa de Vigilancia Radiológica Operacional en las áreas de trabajo. En particular, el control de la contaminación radiactiva es una práctica esencial para todas las actividades que impliquen el uso de isótopos radiactivos en investigación biológica, identificando así los posibles escenarios de contaminación en las instalaciones radiactivas (IR).

2.- Tipos de Inspecciones. Se desarrollarán en cada área de trabajo, incluidas las de libre acceso, serán realizadas exclusivamente por el personal de control en Protección Radiológica (PR). La periodicidad de las mismas dependerá de las características de cada instalación radiactiva, del perfil de trabajo y el número de usuarios de cada dependencia; siendo las zonas con mayor riesgo las que tengan una periodicidad mayor de inspección. Posteriormente todas las inspecciones realizadas se archivarán numeradas con el visto bueno del responsable del control en PR. De la misma manera se consignará en el Diario de Operaciones y en el informe anual al Consejo de Seguridad Nuclear (CSN).

2.a. Inspecciones de las dependencias centrales de la Instalación Radiactiva. Se procederá a la detección de posibles focos de contaminación e irradiación mediante la utilización de monitores portátiles y la realización de frotis. Si se detectan se deberá comunicar el suceso al personal expuesto que los haya podido producir para que proceda a la eliminación de los mismos inmediatamente. También se realizarán inspecciones extraordinarias tras las manipulaciones que suponen un riesgo radiológico significativo. También se realizarán inspecciones tras el acondicionamiento de residuos o tras la ocurrencia de un incidente o accidente, según la norma venezolana COVENIN 2259:1995.

2.b. Inspecciones de las zonas de ubicación de aparatos productores de radiaciones ionizantes. Se procederá a la toma de lecturas de tasa de dosis en contacto con el equipo y a un metro de distancia tanto en estado de parada como

durante el funcionamiento del equipo. Se realizarán con una periodicidad previamente determinada o ante la sospecha de que la fuente radiactiva encapsulada haya perdido su hermeticidad o fallo de las medidas de seguridad.

3.- Procedimiento de Inspección. 3.a.-Radiación: El control de posibles focos de radiación se efectuará en todos los lugares situados en las proximidades de fuentes que emitan radiaciones penetrantes a las que las personas puedan estar expuestas. También se realizarán controles ambientales de las zonas contiguas. El método de detección será la utilización de monitores portátiles de radiación tipo cámara de ionización.

3.b.-Contaminación superficial: Se realizarán medidas en todas las superficies que puedan resultar contaminadas accidentalmente (paredes, pavimentos, mesas de trabajo, etc.); así como en el equipamiento, instrumentación y materiales utilizados. Los métodos de detección que se utilizarán serán mediante monitorización directa, y posterior contaje en centelleo líquido.

3.c.-Control y verificación del correcto cumplimiento de las normas de Protección Radiológica. Se procederá a un examen completo del cumplimiento de las normas de PR, siendo aconsejable para ello la utilización de listados de comprobación o “check list”, según la Norma Venezolana COVENIN 218-1:2000. En este tipo de inspecciones se deberá estudiar el libro de registro de zona para verificar que se anotan los datos necesarios en cuanto al movimiento del material, la manipulación del mismo, el personal de operación, gestión de residuos, etc. Se deberán revisar otros elementos como el uso adecuado de los blindajes, contar con los materiales precisos (baterías, descontaminantes, contenedores de residuos, y otros), la disponibilidad y buen funcionamiento de los detectores necesarios, la gestión adecuada de residuos, etc. Además se comprobará de manera directa el grado de conocimiento y cumplimiento de las normas por parte del personal como el uso adecuado de la indumentaria de trabajo y los equipos de protección personal, el uso adecuado del dosímetro, de las normas de

manipulación, etc., contaminaciones superficiales o de focos de radiación, el jefe de PR podrá clausurar la zona notificándolo inmediatamente al responsable de PR de la zona y al titular de la IR. La zona sólo volvería a entrar en funcionamiento cuando los niveles de seguridad volvieran a la normalidad.

4.- Verificación y control de los monitores de medida de contaminación y radiación: Se establecerá un protocolo específico, de acuerdo a la Norma Venezolana COVENIN 218-1:2000, con el objeto de llevar a cabo el control de estabilidad de la respuesta de los monitores de contaminación, así como la verificación externa de los mismos y la calibración de los monitores de radiación. Esta podrá ser realizada bien por el personal de control de PR, siempre y cuando el protocolo específico esté autorizado por el CSN. El Certificado de Verificación se archivará con la ficha del monitor en el Registro de Detectores. Se realizará con la periodicidad indicada en el protocolo o tras una avería. En las inspecciones se comprobará el estado de carga de la batería, ausencia de contaminación en las superficies del detector, revisión visual de los componentes y una prueba de funcionamiento utilizando una fuente compatible con el detector.

5.- Material Radiactivo: Este deberá estar controlado en todo momento por el personal de control de PR desde que se adquiere y llega a la IR, hasta que el material residual generado se transfiera a un gestor autorizado o se desclasifique y elimine.

6.- Adquisición, entrada y movimientos del material radiactivo: El personal de control de PR tendrá conocimiento previo de los pedidos comerciales de fuentes radiactivas que vayan a tramitarse. Comprobará que no se superan los límites de actividad máximos autorizados y que el transporte y adquisición se realizan conforme a la normativa vigente. Una vez registrado, el producto radiactivo se almacenará en condiciones de seguridad dentro del laboratorio hasta su utilización.

7.- Manipulación del material. Los trabajadores expuestos, según Norma Venezolana COVENIN 2259:1995, deberán conocer las normas de manipulación específicas para cada dependencia de la IR reflejadas en el Manual de PR en cuanto a protección individual, blindajes, uso adecuado del dosímetro personal, comprobación de ausencia de contaminaciones en la zona antes y después de la manipulación, procesos de descontaminación, correcta gestión de los residuos en cada zona y notificación al personal de control de PR de cualquier tipo de incidente o accidente producido.

8.- Gestión de residuos generados: La gestión se basará en una correcta clasificación, almacenamiento y evacuación de los residuos generados, Norma Venezolana COVENIN 218-2:2002 en todas las dependencias de la IR, dejando constancia de ellas en registros correspondientes. Se establecerá para los usuarios una periodicidad de entrega de los residuos generados en las diferentes zonas al personal de control de PR. Para evitar que se exceda los límites de actividad permitida en cada una de las zonas y aumente el riesgo radiológico por la no entrega de los residuos por parte de los usuarios, el personal de control de PR podrá realizar la recogida de los residuos por las diferentes zonas.

9.- Trabajadores expuestos. 9.1 Control dosimétrico: Conforme a lo indicado en la Norma Venezolana COVENIN 2259:1995, las dosis individuales recibidas por el personal expuesto se determinarán con una periodicidad no superior a un mes para la dosimetría externa y con la periodicidad que en cada caso se establezca para la dosimetría interna. El personal responsable del control en PR informará al personal expuesto que reciba dosis superiores a los límites de referencia establecidos, abriendo una investigación si es necesario. Igualmente, las dosis mensuales se registran en los historiales dosimétricos del personal expuesto. Dichos historiales, de carácter confidencial, estarán a disposición del personal que lo solicite.

9.2

Formación. Será necesario que todo el personal que trabaje en las aéreas de

Radiaciones Ionizantes reciba la formación y entrenamiento necesarios en esta materia. Por ello se establecerá un programa de formación específico para este centro de diagnostico nuclear, según Norma Venezolana COVENIN 218-1:2000.

9.3 Vigilancia Médica: De acuerdo al reglamento de protección sanitaria contra

las radiaciones ionizantes es obligatorio para el personal expuesto realizar reconocimientos médicos específicos. Este personal recibirá vigilancia médica teniendo en cuenta el riesgo radiológico que específicamente exista en su puesto de trabajo. Según la evaluación de riesgos en cada caso. Para que estos reconocimientos médicos puedan ser completos, el personal responsable de PR facilitará los resultados de los controles dosimétricos al servicio de prevención que desarrolle la función de vigilancia y control de la salud de los trabajadores, a quien corresponderá interpretarlos desde el punto de vista sanitario.

10.- Incidentes y/o accidentes radiológicos: Dentro del Plan de PR Operacional se deberá establecer la obligación de investigar aquellos accidentes o incidentes que puedan suponer la exposición del personal de operación a dosis superiores a las previstas en el diseño de la instalación. Se investigará todos los accidentes que impliquen contaminación interna y se realizarán las medidas de dosimetría interna necesarias con los servicios médicos especializados y reconocidos por el CSN. En cualquier caso, la investigación deberá intentar descubrir las causas más probables del accidente o incidente y estudiar si ha había desviaciones en el cumplimiento de la normativa o falta de medios, formación personal, etc.

11. Control de calidad en el Plan de Protección Radiológica Operacional. El

Organismo Internacional de PR expresa que para garantizar la calidad es preciso elaborar y aplicar un programa de control de calidad que permita revisar y valorar la efectividad de las medidas de PR establecidas evaluando las tareas realizadas y comprobando que estas se llevan a cabo tal como se han descrito.

11.1 Elaboración y aplicación de procedimientos específicos de trabajos del Servicio de Protección Radiológica. Los procedimientos son normas escritas que establecen formas de trabajo para llevar a cabo las medidas necesarias que permiten evaluar la aplicación de las medidas de PR establecidas. Serán autorizadas por la máxima autoridad de las instalaciones; deberán ser conocidas por todos los implicados en su aplicación y serán revisadas y actualizadas de acuerdo con los cambios habidos en la normativa correspondiente o en las técnicas realizadas. Para garantizar la calidad, es necesario que todos los procedimientos se lleven a la práctica diaria de forma controlada y sistemática.

12.-Registros: Los registros son el mejor medio para verificar un adecuado sistema de calidad. Estos documentos deberán estar actualizados y disponibles para su inspección por las autoridades competentes. Se establecerán los mecanismos necesarios para el mantenimiento, guardia y custodia de estos.

13.- Indicadores y estándares para valorar la calidad: Cada instalación establecerá sus indicadores y estándares de calidad atendiendo a las características de las mismas y serán revisados anualmente. El cuadro de mandos representa la evolución de los indicadores de calidad establecidos, y los estándares permitirán determinar si se consiguen los objetivos de calidad establecidos. En el proceso de seguimiento del sistema de calidad establecido deberá estar implicado todo el personal directa e indirectamente vinculado a las áreas de radiación. Por ello es necesario establecer programas de formación en PR específicos para todos los trabajadores, acordes con su vinculación a la IR.

14.-Material Radiactivo: La trazabilidad en la gestión del material radiactivo, tanto de los productos radiactivos como en la correspondiente a los residuos generados constituirá un objetivo de calidad, permitiendo conocer en todo momento, la localización y uso de las fuentes radiactivas.

15.- Equipos e instrumentos de medida de radiación y contaminación: Los

resultados derivados de la aplicación de los procedimientos para verificación y

calibración de los monitores de contaminación y radiación permitirán asegurar el

correcto funcionamiento de los equipos y la fiabilidad de las medidas realizadas.

16.- RECOMENDACIONES PARA EL CUMPLIMIENTO DEL PLAN DE SEGURIDAD RADIOLOGICA DEL CENTRO DIAGNOSTICO NUCLEAR DE VENEZUELA:

Es importante implantar una cultura de protección y seguridad en el uso de

equipos generadores de radiación ionizante para estimular al personal

ocupacionalmente expuesto a tener una actitud interrogante y deseosa de

aprender, creando compromisos que disminuyan el riesgo.

Emplear instrumentos de medición que permitan detectar los problemas que

puedan presentarse en protección radiológica y seguridad del equipo generador

de radiación, para corregidos rápidamente.

Que el personal del que dependa la protección y seguridad física de los equipos

posean la capacidad técnica y administrativa adecuada para llevar a cabo su

responsabilidad, previniendo lo necesario para reducir en todo lo posible la

contribución de errores humanos a los incidentes o accidentes durante la

operación de los equipos.

Debe existir un Programa de Garantía de Calidad de los equipos de diagnóstico en

que se plasmará la información necesaria para supervisar, registrar y realizar las

pruebas que deberán realizarse a los equipos.

Implementar una red telemática de consulta y discusión de casos a nivel nacional

utilizando el modelo de video conferencia. Así mismo este modelo accedería a la

experiencia de expertos internacionales en medicina nuclear.

BIBLIOGRAFIA

1.- RD.783/2001. Reglamento de Protección Sanitaria contra Radiaciones Ionizantes (BOE nº 178 del 26 de Julio de 2001).

2.- RD.1836/1999, por el que se aprueba el Reglamento sobre instalaciones nucleares y radiactivas (BOE num. 313, de 31-12-1999) (Modificado por RD.

35/2008).

3.- IAEA Safety Standards Series No. GS-G-3.2. The Management System for Technical Services in Radiation Safety. Viena. 2008

4.- Usera F., Bartolomé T., Requejo C., Ruíz M., Pina R., Pérez J., Macías M.T. Analysis of surface radioactive contamination according to radioisotopic techniques used in biological research centres. The Second European IRPA Congress. Paris, May 15 th to May 19 th 2006.

5.- Orden ECO/1449/2003 de 21 de mayo, sobre gestión de materiales residuales sólidos con contenido radiactivo generados en las instalaciones radiactivas de 2ª y 3ª categoría en las que se manipulen o almacenen isótopos radiactivos no encapsulados.

6.- Guía de Seguridad nº 9.2 CSN. Gestión de materiales residuales sólidos con contenido radiactivo generados en instalaciones radiactivas (2002).