Está en la página 1de 6

La Jornada: Topes, topes y más topes

Página 1 de 6

La Jornada: Topes, topes y más topes Página 1 de 6 Topes, topes y 49 más

Topes, topes y

49
49

más topes

Share
Share

RENÉ DRUCKER COLÍN

40
40

0

7
7

Y o tengo muy claro que en el país, así como en la gran ciudad, existen muchos problemas muy apremiantes; que además estamos en año electoral y que la preocupación mayor de todos, o casi todos, está centrada en este asunto desde luego no menor. Sin embargo, con el

peligro de que se piense que estoy desperdiciando un espacio periodístico para tratar un asunto que parece superfluo, me atrevo a señalar que

considero de mayor relevancia el tema sobre el cual a continuación escribo. El tema en cuestión tiene que ver con los topes, que desde hace años han inundado las calles de la zona metropolitana y que han sido adoptados en la mayor parte del país.

Lo primero que habría que decir es que el número de topes es inversamente proporcional al nivel educativo de los ciudadanos. Es decir, para que se entienda, más topes, menos educación, y en este caso hablo de la educación vial, la cual es prácticamente inexistente en el país. Lo segundo es que el gobierno, o los gobiernos locales, o el sector al que corresponde el asunto de la vialidad, han decidido desde hace mucho estar ausentes en cuanto a lo que les tocaría hacer. Bueno, no del todo ausente; han mostrado su presencia de la peor y más irresponsable forma, o sea, poniendo topes por doquier, muchos totalmente inútiles. Debido a que la impunidad, o más bien la ausencia de autoridad vial, impera por doquier, pues colocar topes para evitar accidentes, heridos o muertos es una solución fácil, y así las autoridades se lavan las manos, los ciudadanos seguiremos con cero civilidad o educación vial y la ley de la selva seguirá imperando.

Lamentablemente, como describiré más adelante, la continuidad de una ausencia de educación vial en nuestro país no es lo único negativo que ocurre. Cabe señalar que esto es grave, pues mientras en muchos países el respeto entre ciudadanos es no sólo elemental, sino se impulsa cada vez más, con el objeto de mejorar la calidad de vida de los ciudadanos de cualquier entidad, aquí en México este asunto es punto muerto; bueno, no del todo: se colocan topes para cuidarnos de las bestias que manejan diversos vehículos.

http://www.jornada.unam.mx/2012/02/21/opinion/018a1pol

22/02/2012

La Jornada: Topes, topes y más topes

Página 2 de 6

Como los mexicanos somos muy aguantadores, pues para muchos poner topes parecería la solución perfecta, no importa si se afecta el vehículo, si afecta la movilidad y sobre todo, si daña el ambiente.

Veamos ahora los datos duros. En la zona metropolitana circulan más de 4

millones de automotores y en alguna ocasión hace unos cuantos años escuché a

un funcionario decir que había alrededor de 30 mil topes (seguro que ahora hay

aún más). Entonces veamos qué sucede cada vez que un coche frena frente a un tope, o sea, se para y arranca (agradezco la información proporcionada por el doctor Arón Jazcilevich, investigador del Centro de Ciencias de la Atmósfera de la UNAM). Como dice Arón: “cuando un auto arranca desde una velocidad cero, se incurre en un pico de emisiones (de CO 2 ), ya que el motor trabaja contra la

inercia por el peso del auto. Cuando un auto llega a una velocidad de crucero,

sólo trabaja contra la fricción de la llanta, el motor y la transmisión, etcétera, por

lo que se reducen las emisiones de CO 2 . Si la velocidad fuera constante se

llegaría al mínimo de fuerza requerida para mantener la velocidad contra la fricción”. En una gráfica que me envió Arón de un trabajo publicado por él y colaboradores, hace cinco o seis años, se muestra que cada vez que un vehículo

va circulando a velocidad constante, la emisión de CO 2 disminuye, y si se para,

baja a casi cero, pero al arrancar de nuevo las emisiones se elevan entre cinco y ocho veces más en microgramos por segundo. Ahora imaginemos lo que ocurre

en la ciudad cuando los millones de automotores se tienen que detener y arrancar

nuevamente n veces en las calles al enfrentarse a los miles de topes que aparecen por todos lados. En otras palabras, cada vez que arrancamos a partir de un tope,

un

vehículo emite de 50 a 80 microgramos de CO 2 cada 10 segundos. Pensemos

en

los millones de coches y los miles de topes.

Me pregunto: ¿habrá alguien en la ciudad de México y en el estado de

México, donde hay cientos de topes, que piense en el daño que genera en el medio ambiente tener este exceso de CO 2 en nuestra atmósfera? Sé que esto no

es lo único que daña o contribuye al deterioro y/o contaminación en la zona

metropolitana, pero pregunto: ¿que no sería una estrategia sencilla, poco costosa

y quizás muy eficaz en reducir la contaminación si las autoridades

correspondientes, en lugar del bla, bla, bla sobre su preocupación por el

calentamiento global y la contaminación, se pusieran a trabajar y quitaran todos

los topes innecesarios que hay por ahí, que seguro serán miles; que se hiciera una

campaña de educación vial en la población y se castigara realmente a los infractores que no cumplen con las mínimas reglas de civilidad?

Pregunto: ¿para qué quieren tener puestos en el gobierno las decenas de personas que por ahí pululan, si cuando lo logran no se ve mucho que trabajen en favor de los ciudadanos?

¿Será que sólo quieren estar en la nómina, pues el sueldo parece que es bueno?

estar en la nómina, pues el sueldo parece que es bueno? http://www.jornada.unam.mx/2012/02/21/opinion/018a1pol

http://www.jornada.unam.mx/2012/02/21/opinion/018a1pol

22/02/2012

La Jornada: Topes, topes y más topes

Página 3 de 6

Ana Fleichman

Topes, canales y programas de televisión patito, ladies y gentlemans de Polanco y Las Lomas, turbas enardecidas linchando gente aquí y allá, violencia y crímenes cada vez más sangrientos y horrorosos -porque estará usted de acuerdo, una cosa es meterle una bala a alguien y otra muy distinta es torturarlo, sodomizarlo y descabezarlo-, histriones tartamudos tipo López Dóriga y vivales de la política como los que nos estafan económica y moralmente, día con día. Ciertamente, ese es el nivel de educación de los mexicanos, don René. Ignorancia y sangre, acaso, ¿una serpiente devorando un águila? o ¿mordiéndose la cola?

Topes

Francisco Hernández Cadena

Hace ya muchos ayeres hubo en la ciudad de México un Escuadrón de Educación Vial, se decía que se habían incrementado las mordidas. Señor doctor,¿que tal los topes en las carreteras federales. Si consigue uno trabajo tal vez ahorre y tal vez se compre un carro y ¡deja la máquina en un tope!. ¿Cual es la resultante de la ecuación Topes+baches?.Propuesta:Consulta Nacional para establecer un Sistema Nacional de Topes?. Reciba un cordial y afectuoso saludo

topes vs libertad

alan

habria tambien que considerar que los topes, no solo son expresion de la falta de educación vial. sino tambien la expresion de animos de control y represion contra la poblacion:

nula educacion y mas represion a la par de estos tiempos en que las estructuras expoliantes agudizan el control ante su propia agonia de este sistema social caduco.

Topes y Educación

J. Alejandro Cardiel Sánchez

Estimado Dr. Rene Drucker: Dice Umberto Eco en uno de sus libros algo así como que de un sistema de prohibiciones podemos hacer una fotografía de lo que la gente hace regularmente. Así, si la biblia dice, no robaras, no matarás, no formicaras etc, pues podemos imaginarnos cómo vivian en aquella temporada. Los topes es lo mismo, hay una falta total de cultura víal, pero que no se reduce exclusivamente a eso. Hace falta educación en todos los aspectos, la educación víal es solo una parte de La Educación toda. Hay que promover la educación toda así, teniendo una población educada (cosa de 20 años jajaja) verá que los topes desaparecerán casi por arte de mágia. Sin embargo mientras siga siendo más abrato, seguiremos sufriendo topes, claxonazos e improperios de toda naturaleza en las calles de nuestra bella ciudad y de México todo. Le mando un saludo.

Interesante

Francisco

Todo esto que escribes es cierto. Para quienes estudiamos ingeniería es claro.¿Habrá algún ingeniero en las dependencias del estado que entienda esto? Algo que te faltó mencionar. ¿Cuánto desperdiciamos de Tiempo, Combustible, vialidades, agilidad en el tránsito vehicular, etc.? Si tienes oportunidad de ir a Huasca y/o San Miguel Regla en fin de semana, regrésate el domingo después de las 5 PM, para que pases por el Real del Monte como a las 6 o 7 PM, si tienes suerte. Observa el impacto en el tráfico de Huasca a Pachuca que tienen los topes colocados poco antes de la entrada a Real del Monte, quizá ahí a nadie le importen las emisiones, pero el desperdicio de combustible (importado gracias a nuestros gobiernos), tiempo, desgaste de los autos (es subida). El costo por el arranque y desgaste en subida es mucho mayor que en terreno plano. Para subir los dos o tres KM puedes tardar hasta 3 horas. La columna sobre Educación en Finlandia es elocuente. Topes=Ignorancia. Ahi GOB EL PRI

en las nubes

é

http://www.jornada.unam.mx/2012/02/21/opinion/018a1pol

22/02/2012

La Jornada: Topes, topes y más topes

Página 4 de 6

¡ Ah, qué don científico tan ocurrente ! Si gana su candidato al DF,pídale que lo nonbre

Secretario de Eliminación de Topes.En Ciudad Universitaria(donde, supongo, Usted hace su

ciencia),hay topes chicos,medianos y enormes topes elevados

bestias motorizadas,igual que en el resto de la ciudad,corren demencialmente y no ven ni les

importan los peatones:Particulares,taxistas,microbuses y camiones escolares y de carga se harían pedazos si no hubiera topes en las esquinas,porque nadie cede el paso a menos que

tema chocar con otro.Y Usted piensa en la contaminación

¿Sabe

por qué? Porque las

¿En

qué mundo vive?

en la tierra mexicana

Ismael

Extraordinaria y lógica respuesta de un sujeto que lo primero que se le ocurre es criticar sin sustento. Pero sobre todo, no dar ni aportar soluciones o alternativas a lo expuesto por el articulista a quien critica. Seguramente, como se deduce de sus amables comentarios, este sujeto forma parte de las bestias motorizadas que requieren de topes para sobrevivir.

Un Mundo Feliz

Mahavira

Ah! qué don José en la nubes, se ve que nunca se le ha estropeado la suspensión a su carro (si lo tiene). O nunca lo han chocado por alcance al frenar en un tope. O nunca se le han hecho baches en su calle por el golpeteo de los camiones al escalar y martillear a causa de un tope. Quizás la única solución sea el aplicar los reglamentos de tránsito al pie de la letra, pero hasta eso ingenuo.

la realidad maestro Drucker

david

excelente artículo maestro Drucker pero lo que usted pantea es ingenuo, en un país altamente corrupto como el nuestro, esto seguirá ocurriendo, se necesita un cambio generacional del país en todos ambitos para que ocurra lo que usted dice.

La cruda realidad

Ismael

Estoy de acuerdo con este comentario. Sobre todo porque es respetuoso,escueto,va al fondo del asunto y da una alternativa a la solución del problema.

De acuerdo que no hay educación vial

Asur Cortés Gómez

Soy Ingeniero, y esto lo sabía desde hace tiempo e incluso pensé en un motor de velocidad constante e impulsado por una hélice y solo habría desgaste de frenos, pero el material del freno también es contaminante, y además hay daños a suspensión que repercuten directamente a la columna vertebral y que no se hace ningún estudio y que efectivamente se necesita una campaña a nivel nacional de educación vial, tanto para conductores como para peatones e incluso semáforos inteligentes, seguimos en el 3er mundo.

Topes y Educación

Rosario Rosas-Mtz.

El tema da hasta para una tésis profesional, todavía habría que investigar sobre los daños que, los topes, causan a la salud humana; por ejemplo si se generan daños en la columna vertebral de los pasajeros de un vehículo cada vez que éste "brinca" un tope, también sería pertinente la investigación sobre la efectividad de los topes para reducir los accidente viales y los casos fatales debidos a estos. Además conocer acerca de la

http://www.jornada.unam.mx/2012/02/21/opinion/018a1pol

22/02/2012

La Jornada: Topes, topes y más topes

Página 5 de 6

normatividad aplicable y la adecuación a la norma que presentan los actuales topes que al parecer se hacen sin tener un diseño previo (topes hay de diversas formas y dimensiones así como de situaciones distintas con respecto al eje de la calle, de variadas alturas y anchos, señalamiento,Etc.)También debería saberse a quién beneficia la construcción de topes pues hay casos de gobiernos municipales que lo único que han hecho como obra pública son, precisamente topes. La mejor manera de solucionar problemas es la Educación; así mejor educar que hacer topes.

Para la estadistica y el humor.

Eli de Tabares

En la carretera federal que une a Merida con Cancun existen ( contaditos) 42 topes , algunos de metal, otros de gruesa soga( los peores) y de concreto, algunos de estos ultimos parecen bardas.Los topes estan a la entrada y a la salida de los pequeños poblados ¿que fue primero la carretera o el poblado? generalmente pegadisimo a la carretera.En cuanto se empiezan a instalar vendedores ambulantes a la orilla de la carretera magicamente se crea un pequeño poblado y consecuentemente viene la colocacion de topes ( y estos son puestos no para evitar accidentes sino para que el conductor se vea obligado a aminorar la velocidad y asi poder venderle alguna mercancia. "El marketing en su excelsa manifestacion", En esta carretera en los puntos donde existen los topes hay letreros arriba del tope y dicen "topes aqui" con flecha hacia abajo, y donde no hay, ponen preventivos letreros asi : "Respete las señales no obligue a poner topes", el ultimo " proximamente topes aqui" . Para un dia Domingo

Topes

Guillermo

Creo Dr.Drucker que dió usted en el clavo México está como está porque los funcionarios

solo van por el buen sueldo

recibir su supersueldo y a los demás que Dios nos agarre confesados

artículo.

nada

más

ya

que llegan al puesto que el mundo ruede y a

saludos

excelente

Circulación continua y segura

Ismael

Tuve la oportunidad de vivir algún tiempo en Alemania y conocer varias fasetas de este gran país. En cuanto a la conducción, es una auténtica gozada el conducir en ciudades y pueblitos sin ningún tope ni bache a la vista, RESPETANDO, eso sí, los límites de velocidad indicados por doquier, y sobre todo el respeto que se da entre conductores. A pesar de llevar años conduciendo en el D.F. tuve que obtener mi licencia de conducir, acreditando, además de un exámen práctico, un exámen de primeros auxilios y dos teóricos: uno de conocimientos básicos de mecánica automotriz y otro de conducción en general. Todo ello en escuelas privadas autorizadas y vigiladas por el Estado. Calles tersas, sin irregularidades, con señalizaciones adecuadas y con cámaras colocadas en sitios estratégicos para aquellos que rebasan los límites permitidos, era algo que como mexicano, me preguntaba si alguna vez podía darse en mi país.

http://www.jornada.unam.mx/2012/02/21/opinion/018a1pol

22/02/2012

La Jornada: Topes, topes y más topes

Página 6 de 6

Copyright © 1996-2009 DEMOS, Desarrollo de Medios, S.A. de C.V. Todos los Derechos Reservados. Derechos de Autor 04-2005-011817321500-203.

http://www.jornada.unam.mx/2012/02/21/opinion/018a1pol

22/02/2012