Está en la página 1de 5

CASTRO DE ARROLA Oppidum de Marueleza

Castro de Arrola
Repartido entre los municipios de Arratzu, Mendata y Nabarniz, ocupando 19 ha. de terreno en la cumbre del monte Arrola, se encuentran las ruinas del recinto fortificado de Arrola o Marueleza o de Nabarniz, que en la segunda Edad de Hierro (s. IV a.C a I d.C) acogió en su interior un poblado indígena. Según unos exploradores (Blas Taracena Agirre y A.Fernández de Avilés), es un castro anterromano. Es el principal recinto fortificado de su época, el más importante de Bizkaia. Además, este paraje del río Oka es uno de los enclaves de mayor riqueza en cuanto a vestigios, y demuestra que la necesidad de protección hizo que se construyeran importantes defensas de este tipo. Los Celtas ocuparon estas tierras en el s. VI AC., construyendo sendas fortalezas defensivas en el monte Iluntzar y en el castro de Marueleza, en el monte Arrola-Gaztiburu, desde donde se podía vigilar toda la ría de Mundaka. El castro u oppidum de Marueleza constaba de un recinto fortificado con dos recintos o murallas. La muralla principal alcanzaba los 5-6 metros de altura por casi 8 metros de anchura. Sobre este existió un recinto exterior con escasos datos sobre su constitución al haber desaparecido casi en su totalidad. Cerca de Arrazu y a un km del oppidum de Marueleza se encuentra el santuario prehistórico de Gastiburu o Gaztiburu de los siglos IV a I a.d.e. Tradicionalmente se ha tenido por lugar de celebración de aquelarres. Se encuentra constituido por cuatro estructuras conformadas entorno a una figura pentagonal central, acompañadas de otras estructuras satélites circulares. Algunos estudios relacionan su situación con la posición astronómica del sol en los solsticios, ya que el orto y ocaso tienen lugar sobre puntos orográficos definidos como Marueleza, la cumbre del Elbitzugane o la del monte Sollube. (Mendikat) Las dos principales estructuras de la fortificación son el recinto defendido por una muralla y el recinto exterior. Marueleza dispone así mismo de una puerta excavada entre los años 1983-86; se trata de un sistema complejo, compuesto por el solape de dos lienzos. (Euskadi.net)

En los núcleos de la Iª Edad de Hierro, se produce una mejora de los medios productivos y un crecimiento de la población, que facilitan la aparición de jefes locales que los aglutinan. En el siglo III a.C., la necesidad de protección, la demostración de poder y la vinculación de la población con su ciudad hacen que se construyan importantes defensas. La superficie está dividida en dos. La defensa se constituye por taludes y fosos. La superficie y las dimensiones de la muralla revelan que fue un oppidum, la principal aglomeración de un territorio. La aparición de molinos revela el desarrollo de una agricultura cerealista. (Bizkaia.net) Sobre el nombre Marueleza Hay más de una interpretación. Yo he encontrado tres versiones: 1. El nombre de Marueleza (iglesia de Maru) parece entroncar con el personaje central de la mitología vasca: Mari. No en balde algunas leyendas relacionan este lugar con algunas apariciones misteriosas. 2. Maru es el nombre común de unos personajes míticos de figura humana con dos cuernos en la frente que, según las distintas leyendas de Ataun y su contorno, viven en regiones subterráneas o cavernas del monte llamado Maumendi. Estos genios han sido temidos por la población del entorno, porque a veces secuestraban a las personas que se acercaban a aquel paraje con el fin de retirar su ganado o por cualquier otro motivo. También robaban el ganado que pacía cerca de su morada. 3. Mairu significa moro y Marueleza puede significar «iglesia de moros».

Restos hallados - S. III a S. I a. C.: indicios de cerámica de tipología celtibérica. - S. I d. C.: restos romanos. Otras cuestiones • • Dícese que allí había oro o un tesoro enterrado. También cuentan lo siguiente: «Doñine goisien, euskijen urtetean, Maruelexan urteten dau lurretik galdarie, eta ure urteten daben lekuen, ez dala urteten idie, esaten dabe». «En Maruelexa, a la salida del sol del día de San Juan, sale de la tierra una caldera; dicen que donde ésta sale no nace el helecho». (Enciclopedia Auñamendi) "En el caserío de Arrola de Nabarniz hay una muela de algún antiguo molino de mano que sirve de base a un poste de la cuadra. Me dijeron los caseros que procedía del alto de Gaztañetxuetagana del monte Arrola donde es fama que en otro tiempo existió un molino de viento y una iglesia de moros (Maruelexa)..."

Fotografías en la web http://www.piedrolos.com/htm/monumentos-historicos/castro-dearrola.htm

Inicio

Castro de Arrola
Cerca del pueblo vizcaíno de Nabarniz está el Castro de Arrola. Se han realizado en este castro excavaciones arqueológicas y trabajos de restauración. Así ha quedado una de las dos entradas al poblado amurallado después de ellos. Los muros están parcialmente levantados pues en su estado original se piensa tenían una altura de 6 metros.

Los trabajos se han centrado en la parte exterior. Las excavaciones continuarán en la zona interior donde se espera encontrar muros de casas. Estos muros suelen ser bajos, el esfuerzo constructivo se centraba en las defensas del poblado.

Dos artículos en la página web http://arratzu.metroo.es/b/castro-de-arrola Jose Del Moral (21-07-2009)
Es el yacimiento arqueológico vizcaíno más antiguo, y que fue topografiado por encargo de la Diputación en el primer tercio del siglo XIX. El Oppidum de Arrola es un Poblado Fortificado de la Edad de Hierro que en estos próximos años va a ser un centro de I+D+I en materia arqueológica, musealizado y abierto al público para su Difusión. El fin último de los trabajos que ahora se acometen en el Oppidum de Arrola es musealizar la zona in situ para que sea un polo de atracción y generador de riqueza. Se crearán puntos de observación globales y parciales e itinerarios cultural-paisajísticos. El Oppidum o Castro de Arrola, está ubicado entre los términos municipales de Nabarniz, Arratzu y Mendata, se data, de forma provisional, en la segunda Edad de Hierro -entre los siglos IV a.C. y I d.C.- se configura en una superficie de 8 Ha. y su importancia fundamental es su carácter defensivo, típico de ese periodo en el Cantábrico Oriental y que se aprecia especialmente en sus dos Puertas o Entradas Sur y Noroeste- de tipo en esviaje o de pasillo protegido. Tras su identificación en 1827, las actuaciones sobre el Oppidum de Arrola se fueron realizando sucesivamente en la década de los cuarenta y de los ochenta en el pasado siglo XX. El tramo final de los trabajos, en aquel espacio prehistórico y natural, dio comienzo el pasado 2000, continuó con la adquisición de los terrenos por parte del Servicio Foral de Patrimonio en 2004/2005, y culminará en el cuatrienio 2009-2012 con la Musealización y Puesta en Valor de la zona tras el acuerdo firmado con la UPV-EHU/Euskoiker y que supone una inversión total de 480.000 euros para la Diputación Foral de Bizkaia y la transformación de aquel entorno en un centro arqueológico de I+D+I.

Francisco Aguirre Sanz (10-11-2010)
El Castro de Arrola es uno de las características fortalezas indígenas en las que se agrupaba la población local en la etapa final de la II Edad de Hierro e inicios del Periodo Romano, en las tierras del Cantábrico oriental (siglos III a. C. a I d. C.). El yacimiento arqueológico está conformado por un amplio recinto fortificado de planta alargada que ocupa la totalidad del Alto de Arrola (535 mts.). Es una de las elevaciones que forman parte del Cordal de Gastiburu, en la margen oriental de la cuenca de Urdaibai, dentro de los términos municipales de Arratzu, Nabarniz y Mendata. Ocupa una superficie aproximada de 80.000 m2, a los que se debe añadir un segundo recinto exterior, de aproximadamente 50.000 m2, hoy prácticamente desaparecido como consecuencia de la explotación forestal.

Más información: http://www.euskomedia.org/PDFAnlt/munibe/aa/200502333343.pdf

Intereses relacionados