Está en la página 1de 25

ESTATUTOS MESA NACIONAL FALANGISTA

ESTATUTOS DE LA MESA NACIONAL FALANGISTA

- CAPÍTULO I -

DENOMINACION, ÁMBITO, FINES, SIMBOLOS Y DOMICILIO

ARTÍCULO 1º.- DENOMINACION. Al amparo de los artículo 6º de la Constitución Española y 1º de la Ley Orgánica 6/2002 de 27 de junio (B.O.E. Nº 154 de 28 de junio) se constituye el partido político denominado Mesa Nacional Falangista. Sus siglas son MNF.

ARTÍCULO 2º.- ÁMBITO y FINES. La Mesa Nacional Falangista es un partido político de ámbito de actuación nacional, constituido para contribuir democráticamente a la determinación de la política nacional y a la formación de la voluntad política de los españoles, mediante una decidida acción dirigida a que el ordenamiento jurídico de España conforme un Estado NacionalSindicalista, con arreglo a los siguientes fines específicos:

2.1.- Devolver al pueblo español el sentido profundo de su indestructible unidad de destino en lo Universal y la fe resuelta de una capacidad de resurgimiento, apostando por la constitución de un mundo multipolar, que respete las identidades de los pueblos, afirmando la constitución de una Comunidad Hispánica una meta irrenunciable a alcanzar.

2.2.- Implantar la justicia social sobre la base de una organización integradora, superior a los intereses individuales, de grupo y de clase.

2.3.- Afirmar y defender la integridad, la libertad y la dignidad del hombre, llevando a su plenitud el reconocimiento y la regulación orgánica de los derechos y deberes que le son inherentes

2.4.- Establecer un régimen de economía superadora del capitalismo y del marxismo, en el que la riqueza cumpla su destino de servir al pueblo español.

1

ESTATUTOS MESA NACIONAL FALANGISTA

La Mesa Nacional Falangista conformará su actuación a lo dispuesto en las leyes vigentes, y en particular a los principios de respeto a la soberanía, unidad, integridad, independencia y seguridad de España y a la libertad de los españoles.

La Mesa Nacional Falangista formulará programas y adoptará medidas para la actuación acorde con sus fines estatutarios, sin que en ningún caso exceda de los mismos y, a tal efecto:

a) Convocará, reunirá y afiliará a cuantos españoles comulguen con el ideario y fines expresados en los artículos anteriores, según las disposiciones vigentes.

b) Analizará, y en su caso, criticará, las soluciones de gobierno, ofreciendo otras que las sustituyan basándose en las líneas fundamentales de su ideario. c) Invitará al pueblo español a que participe plenamente en las cuestiones de interés político nacional, regional, provincial, comarcal y local, y tenderá a la formación de una opinión acorde con los planteamientos de la MNF.

d) Formará intensamente a sus militantes. Esta labor de formación no debe reducirse al plano teórico, debiendo incluir además diversas actividades deportivas, artísticas y de esparcimiento que, por otra parte, tiendan a reducir el espacio que ocupa la embrutecedora "organización del ocio" de la actual sociedad.

e) Participará en todos y cada uno de los procesos electorales, aprovechando los mismos para resaltar las contradicciones del Sistema neoliberal al que nos enfrentamos, y buscar la mejor manera de obtener representación institucional en todas las cámaras posibles.

ARTÍCULO 3º.- SIMBOLOS. La bandera, el emblema, el saludo, el himno y los demás símbolos distintivos, serán los que el propio Consejo Nacional de la MNF determine.

ARTÍCULO 4º.- DOMICILIO. El domicilio social de la Mesa Nacional Falangista se establece en Santander, calle Joaquín Bustamante 10, local 54 (C.P. 39011), sin perjuicio de su traslado a otro domicilio de cualquier lugar de España, con el cumplimiento de las formalidades legales que procedan.

El partido podrá abrir locales en cualquier lugar del territorio nacional, de conformidad con lo dispuesto en la legislación vigente.

2

ESTATUTOS MESA NACIONAL FALANGISTA

- CAPÍTULO II -

DE LOS ORGANOS DE REPRESENTACIÓN, GOBIERNO Y ADMINISTRACIÓN

ARTÍCULO 5º.- La organización y funcionamiento del partido se basa en principios democráticos. Son órganos de la Mesa Nacional Falangista:

El Consejo Nacional. La Junta Política. La Junta Nacional.

ARTÍCULO 6º.- Del CONSEJO NACIONAL

El Consejo Nacional es el máximo órgano donde descansa la soberanía del partido. Está constituido por el conjunto de sus miembros, que podrán actuar directamente o por medio de compromisarios. En la misma se decide la línea política del partido, el desarrollo doctrinal de su ideología, la elección de los miembros de la Junta Nacional, la reforma de estatutos, la ratificación de los expedientes de expulsión recurridos y todos aquellos asuntos que competen a la buena marcha del partido.

6.1.- Serán compromisarios al Consejo Nacional un número de compromisarios elegidos en los respectivos Consejos provinciales que se determinará en función del número de militantes que tenga la provincia en relación a la población de la misma. El número de compromisarios a elegir será el equivalente a dividir la población de la provincia entre 100.000 y, la cantidad resultante será la cifra por la que habrá que dividir el número de militantes de la provincia. La cifra que se obtenga se redondeará al número entero inmediatamente superior.

3

ESTATUTOS MESA NACIONAL FALANGISTA

6.2.- Asistirán al Consejo Nacional, además de los compromisarios que resulten elegidos conforme a la norma anterior, los dirigentes del partido que integren la Junta Nacional, los Secretarios de las Juntas Provinciales y Territoriales, así como todos los representantes del partido en los Ayuntamientos, Comunidades Autónomas, Congreso, Senado, Parlamento Europeo, etc.

En cualquier caso, los compromisarios habrán de encontrarse al corriente de pago de sus cuotas.

El nombre de todos los compromisarios habrá de ser presentado al órgano que haya convocado el Consejo con, al menos, 10 días de antelación respecto a la fecha de celebración del Consejo a los efectos de emitir las correspondientes credenciales.

6.3.- Todos los compromisarios son electores y elegibles.

6.4.- El Consejo Nacional será convocado con carácter ordinario, una vez cada cuatro años, por la Junta Nacional. Podrá ser convocado, con carácter extraordinario, cuando las circunstancias así lo aconsejen, por la Junta Nacional o por dos tercios de los militantes al corriente de sus obligaciones o por dos tercios de las Juntas Territoriales. La convocatoria ordinaria se realizará, al menos, con dos meses de antelación, remitiéndose su convocatoria con el Orden del Día y todos los datos y documentación acerca de los asuntos a tratar. En el supuesto de convocatoria extraordinaria el plazo se acorta a un mes.

6.5.- El Consejo Nacional estará presidido por el Secretario General de la Mesa Nacional Falangista. En su defecto, por alguno de los integrantes de la Junta Nacional y, en su defecto, por uno de los Secretarios de las Juntas Provinciales que resulte elegido por la suerte. En el caso de ser el Consejo Nacional de carácter electoral, será presidido por el camarada con más antigüedad en la organización.

6.6.- Los acuerdos serán aprobados por mayoría simple.

6.7.- El resto de cuestiones acerca del Consejo Nacional será regulado en el Reglamento que a tal efecto se apruebe.

ARTICULO 7º.- DE LA JUNTA POLÍTICA

4

ESTATUTOS MESA NACIONAL FALANGISTA

La Junta Política es el máximo órgano entre Consejos. A ella le compete llevar a cabo las líneas maestras establecidas en cada Consejo Nacional y fiscalizar y controlar que se está cumpliendo con lo decidido en los citados Consejos.

La Junta Política decide sobre las eventualidades que se presenten en la vida política española. Tiene además competencias sobre las cuestiones financieras del partido, incluída la modificación de cuotas y la aprobación de presupuestos, la política electoral, la creación de sindicatos u otras organizaciones vinculadas al movimiento, la elaboración de reglamentos, y entiende de recompensas o sanciones a propuesta de la Junta Nacional, todo ello sin perjuicio de que estas cuestiones sean tratadas en Consejo Nacional. La Junta Política entiende y resuelve los contenciosos que, por su carácter urgente, no puedan esperar hasta el próximo Consejo. Tales decisiones se llevarán a cabo hasta el oportuno refrendo del Consejo Nacional.

7.1.- Son miembros de la Junta Política los integrantes de la Junta Nacional, los secretarios de las Juntas Territoriales, así como todos los representantes del partido en Ayuntamientos, Comunidades Autónomas, Senado, Congreso, Parlamento Europeo, etc.

7.2.- La Junta Política será convocada por la Junta Nacional, a través del Secretario de Organización, como mínimo una vez al año. La convocatoria se realizará con un mes de antelación, remitiéndose su convocatoria con el Orden del Día y todos los datos y documentación acerca de los asuntos a tratar.

7.3.- La Junta Política estará presidida por el Secretario General, en su defecto, por el Secretario de Organización de la Junta Nacional o, en su defecto, por alguno del resto de los integrantes de la misma.

7.4.- Los acuerdos serán aprobados por mayoría simple.

7.5.- El resto de cuestiones acerca de la Junta Política serán reguladas en el Reglamento que a tal efecto se apruebe.

ARTÍCULO 8º.- DE LA JUNTA NACIONAL

La Junta Nacional es el órgano ejecutivo del partido. Es la máxima representación pública y legal del partido. Estará presidida por el Secretario General.
5

ESTATUTOS MESA NACIONAL FALANGISTA

La Junta Nacional será elegida por un periodo de cuatro años por el Consejo Nacional convocado al efecto.

Se realizará la elección del Secretario General con su equipo de Secretarios Nacionales entre las listas presentadas al Consejo Nacional. La elección tendrá lugar por mayoría simple. La votación será secreta. Los elegidos ejercerán sus funciones durante cuatro años. Cualquiera de ellos puede ser depuesto mediante una moción de censura en Consejo Nacional o de la Junta Política.

El Secretario General es "primus inter pares". En caso de empate, en la Junta Nacional, Junta Política y Consejo Nacional, su voto es de calidad.

8.1.- Las funciones del Secretario General son las siguientes:

Convocar a la Junta Nacional y al Consejo Nacional Convocar la Junta Política, a través del Secretario de Organización. Presidir la Junta Nacional, la Junta Política, el Consejo Nacional y todos los actos a los que acuda Cesar y nombrar a cuantos secretarios nacionales estime conveniente para ejercer su labor. Comunicar y ejecutar los nombramientos y destituciones decididos por el Consejo Nacional. Del Secretario General dependerá la rama de Acción Política, diseñando la táctica a desarrollar por la MNF en este área como resultado de la aplicación del Plan Estratégico Central. De esta secretaría dependerá la línea ideológica y cultural,que no doctrinal, de la MNF, creando las tertulias y foros que sean necesarios. h) Todas aquellas otras que sean establecidas mediante reglamento.

8.2.- Las funciones del Secretario de Organización serán: Es el responsable de la apertura, registro y custodia del Libro de Militantes, de los Libros de Actas, de los de Tesorería y Contabilidad. De él depende todo el aparato financiero de la MNF. Será asímismo el responsable del Plan Nacional de Formación, tanto en su aspecto doctrinal como de capacitación técnica.

6

ESTATUTOS MESA NACIONAL FALANGISTA

Será responsable del encuadramiento de la Militancia.

8.3.- Las responsabilidades del Secretario de Comunicación son: Esta secretaría es la que mantendrá nuestra presencia en los medios de comunicación externos al partido. Para ello utilizará los comunicados, ruedas de prensa y todo aquello que considere oportuno para la proyección de nuestras acciones en el exterior. Desde esta área se cuidará que el aspecto de la Mesa Nacional Falangista sea homogéneo. El diseño de la decoración de nuestras sedes, papelería y actos será su responsabilidad. Dependen de esta secretaría los contenidos y diseño de la página web. Pondrá en marcha el periódico de la organización, tanto en su versión digital como impresa. Es la encargada de que los foros abiertos en Internet funcionen con normalidad y fluidez. Diseñará las campañas políticas de la MNF atendiendo a los criterios tácticos y a los objetivos a obtener marcados por el Secretario General.

8.4.- La Secretaría de Relaciones Institucionales tendrá como misión: Es el encargado de crear y mantener abiertos los canales de comunicación entre la MNF y las distintas organizaciones del espectro político español así como las sindicales y culturales. Como responsable de las relaciones internacionales de la MNF debe establecer contacto con las organizaciones que persiguen o comparten objetivos políticos afines, ya sea desde la totalidad o sólo en aspectos parciales. Todos sus contactos deberán tener como norma nuestro programa y estrategia.

8.5.- La Secretaría de Acción Social: Crear la organización que encuadre a la juventud de la MNF Creación de un sindicato falangista. Realizar estudios que analicen la problemática concreta de la mujer, juventud, mundo laboral, inmigración, marginalidad, delincuencia, toxicomanías, sida, o cualquier tema que afecte al bienestar social. Elevar propuestas a la Secretaria General para realizar campañas dirigidas a los sectores citados en el punto anterior. Denunciar y combatir las injusticias sociales. Aportar soluciones concretas que bajo un prisma nacionalsindicalista y teniendo como principio la Justicia Social intenten resolver las desigualdades sociales.

7

ESTATUTOS MESA NACIONAL FALANGISTA

8.6.- A criterio del Secretario General o de la Junta Política se podrán crear tantas secretarías como se estime oportuno para el desarrollo de las actividades de la Mesa Nacional Falangista, no pudiendo sobrepasar éstas un total de siete.

- CAPÍTULO III -

DE LA ORGANIZACIÓN DEL PARTIDO

ARTÍCULO 9º.- La célula básica es la Junta Comarcal, compuesta por un grupo mínimo de 3 militantes en un pueblo, ciudad, o conjunto de pueblos de una comarca. Tres Juntas Comarcales componen una Junta Provincial o Insular (a efectos de organización se equipara la isla a la provincia). Cualquier agrupación que no reúna los mínimos aquí establecidos será considerada como una Junta Gestora, tutelada por la Junta Provincial más próxima. La Secretaría de Organización de la MNF será la encargada de asignar el tutelaje y velar porque se cree a la mayor brevedad posible una Junta Comarcal.

9.1.- Una vez constituida una Junta Comarcal y/o Provincial, se vertebrará de forma similar a la organización nacional, siendo de carácter obligatorio el que haya al menos las secretarías de organización y comunicación. Las demás secretarías lo serán si se considera oportuno, dependiendo de la zona de influencia de las distintas Juntas.

Sus órganos de representación, gobierno y administración serán los siguientes:

Consejo Local, Provincial o Insular Junta Comarcal, Provincial o Insular

9.2.- La Junta Comarcal, Provincial o Insular estará formada por un número de camaradas impar y estará presidida por su Secretario. Los dirigentes de las Juntas comarcales, provinciales o insulares se elegirán por los respectivos Consejos por un periodo de cuatro años. Todos los militantes son elegibles y electores. 9.3.- Todos los dirigentes del partido, sean del nivel que sean, serán elegidos en sus respectivos Consejos por todos los militantes del partido.

8

ESTATUTOS MESA NACIONAL FALANGISTA

9.4.- Los dirigentes comarcales, provinciales o insulares del partido vienen obligados a:

a) Llevar a cabo en su localidad las directrices que marque el partido. b) Mantener una presencia viva y activa del Partido en su localidad. c) Elevar al nivel jerárquico superior las ideas, solicitudes e inquietudes de los militantes de su localidad. d) Hacerse cargo de la distribución de la prensa y propaganda del partido, tanto entre la militancia como entre la población, con especial énfasis en quienes poseen mayor poder de formación de opinión pública en su localidad. e) Presentar y propagar las candidaturas del partido en su jurisdicción. f) Nombrar a los Secretarios correspondientes, miembros de las correspondientes Juntas Comarcales, Provinciales o Insulares, y velar porque cumplan con su cometido. g) Participar activamente en las sesiones de la Junta Política y Consejos que se convoquen. h) Presidir y convocar a los Consejos Comarcales, Provinciales o Insulares al menos una vez cada seis meses.

9.5.- Se articulará mediante reglamento de forma más detallada la organización Territorial del partido.

- CAPÍTULO IV -

DE LOS DERECHOS Y DEBERES DE LOS MIEMBROS

ARTÍCULO 10º.- Son miembros de la Mesa Nacional Falangista todas aquellas personas mayores de edad, de nacional española, o extranjeros residentes en España a los que la ley se lo permita, que así lo deseen y procedan a rellenar la ficha y solicitar el carnet en la Junta Comarcal o Provincial que les corresponda, tras manifestar su acuerdo a las Bases de Adhesión y los presentes Estatutos ante el Servicio de Afiliación correspondiente.

9

ESTATUTOS MESA NACIONAL FALANGISTA

ARTICULO 11º.- Son militantes de la Mesa Nacional Falangista todas aquellas personas afiliadas, con carnet en vigor y al corriente del pago de cuotas que cumplan la siguiente normativa.

De las obligaciones del militante:

a) Formarse. Es su obligación la participación en cuantos cursos, seminarios y demás actividades formativas planifique el partido. b) Leer la prensa del partido y la doctrina política del mismo y distribuirlas en su entorno social. c) Militar en su lugar de estudio y trabajo, llevando hasta allí el cumplimiento de las directrices recibidas, participar activamente en las campañas programadas por el partido en el ámbito Nacional, Territorial, Provincial o Comarcal, así como en la actividad diaria. d) Votar y recomendar votar a nuestras candidaturas. e) Pagar puntualmente las cuotas mínimas que serán establecidas reglamentariamente. f) Ayudar a los camaradas en sus tareas. El militante no está solo, es miembro de una comunidad, parte de un equipo activo y solidario. g) Propagar nuestra causa en su entorno vital y laboral. h) Presentarse como candidato en las listas del partido en los comicios que se presente.

De los derechos del militante:

a) Exigir que se le forme mediante la realización de cursos globales y específicos sobre los problemas que genera la actividad. b) A ser elector y elegible para todos los cargos del partido. c) A recibir de sus dirigentes información puntual de la marcha del partido, a conocer el estado de cuentas de su comarcal y/o provincial, territorial y nacional, a ser informado de la estrategia y su desarrollo. d) A participar en los Consejos y reuniones que le competan. e) A recibir ayuda en sus tareas. f) A ser tratado como una persona, portadora de valores, de acuerdo a nuestra ideología. g) A abandonar libremente el partido. En el caso de los cargos, deberán presentar cuentas del período de mando o responsabilidad ejercido.

10

ESTATUTOS MESA NACIONAL FALANGISTA

ARTICULO 12º.- De la pérdida de la condición de miembro.

Cualquier miembro del partido, en el puesto que estuviera, pierde su condición de miembro por una o varias de las siguientes causas:

12.1. Por impago continuado e injustificado de las cuotas establecidas reglamentariamente. 12.2. Por resolución de expediente disciplinario por falta grave o acumulación de faltas leves, según se recogerá en el Régimen Disciplinario. 12.3. Por petición propia, previa rendición de responsabilidades si ejercía algún cargo en el momento de pedir la baja. - CAPÍTULO V -

DEL RÉGIMEN DISCIPLINARIO

ARTÍCULO 13º.- Las faltas presuntamente cometidas por un miembro del Partido, a denuncia de cualquier otro camarada, llevan a la apertura de un expediente por la correspondiente Junta Comarcal, Provincial o Insular.

El expediente incoado ha de presentarse, cuando la solicitud de sanción concreta sea grave, al Secretario de Organización, para su instrucción por la Junta Nacional.

Cuando la resolución del expediente afecte a un dirigente del partido, la Junta Nacional, previo informe de los servicios jurídicos, podrá suspender cautelarmente los derechos del encausado.

En todo caso, realizada la instrucción del expediente por los órganos ejecutivos del partido correspondientes, se resolverá por un Tribunal formado al menos por 3 militantes, con audiencia de los servicios jurídicos y del encausado, de acuerdo con lo que regule el reglamento que se cree al efecto.

11

ESTATUTOS MESA NACIONAL FALANGISTA

ARTÍCULO 14º.- Todo el desarrollo del Reglamento Disciplinario se contempla en el ANEXO 1 de estos estatutos.

- CAPÍTULO VI -

DE LA REFORMA DE ESTATUTOS

ARTICULO 15º.- Los presentes Estatutos que rigen la Mesa Nacional Falangista podrán modificarse en Consejo Nacional, a petición de la Junta Nacional, Junta Política, dos tercios de los militantes o dos tercios de las Juntas Provinciales. Para su modificación será necesario el acuerdo de las tres cuartas partes de los asistentes al Consejo Nacional convocado al efecto.

- CAPÍTULO VII -

DE LAS CAUSAS DE DISOLUCION

ARTICULO 16º.- La Mesa Nacional Falangista se extinguirá por las causas previstas -para las de su naturaleza- por la legislación vigente.

12

ESTATUTOS MESA NACIONAL FALANGISTA

En el caso de disolución voluntaria se requerirá que el acuerdo sea adoptado, por una mayoría de tres cuartas partes del Consejo Nacional que se convoque al efecto, para ese único fin.

El acuerdo de disolución determinará la liquidación del patrimonio del partido, el cual, una vez cubiertas las responsabilidades económicas que sean exigibles, se destinará a los fines legales que se acuerden por el propio Consejo Nacional. Dicho acuerdo deberá ser adoptado del mismo modo que se regula en el artículo anterior.

En tanto no sea disuelta la Mesa Nacional Falangista, responderá la misma, de los actos asociativos de sus militantes, siempre y cuando estos actúen en representación de la misma y de conformidad con los presentes Estatutos.

- CAPÍTULO VIII -

DEL RÉGIMEN ECONÓMICO Y PATRIMONIAL

ARTICULO 17º.- La Mesa Nacional Falangista constituye una sola persona jurídica con un solo patrimonio.

Toda adquisición de bienes que realicen los órganos nacionales, provinciales, insulares y locales para ello autorizados, se entenderá hecha en beneficio del patrimonio único de esta organización.

El partido podrá adquirir, administrar y enajenar los bienes y derechos de su propiedad que fuesen necesarios para el cumplimiento de sus fines.

El partido dispondrá de los siguientes recursos económicos:

1- Las cotizaciones de sus militantes. 2- Los que procedan de la venta de sus publicaciones, distintivos, emblemas, etc., que puedan legalmente expenderse. 3- Las subvenciones que le fueran legalmente atribuidas.

13

ESTATUTOS MESA NACIONAL FALANGISTA

4- Cualesquiera otros ingresos no prohibidos por la ley.

ARTICULO 18º.- La custodia y administración de los fondos pertenecientes a la Mesa Nacional Falangista estarán a cargo del Secretario de Organización, quien rendirá informe semestral a la Junta Política, el cual, una vez aprobado por ésta, se incorporará al que ha de rendirse al Consejo Nacional.

Con el fin de facilitar la oportuna custodia y extracción de fondos, la Mesa Nacional Falangista abrirá a su nombre una o varias cuentas corrientes bancarias. En dichas cuentas tendrán reconocida la firma, como titulares, el secretario general, el Secretario de Organización y otro miembro de la Junta Nacional, necesitándose 2 firmas para la disponibilidad de fondos superiores a 1500 euros mensuales.

Se llevarán los libros necesarios de Contabilidad para una mayor claridad sobre la aplicación de los fondos del Partido, cuyos libros podrán ser examinados por cualquier miembro de los órganos colegiados. Los libros de que se ha hecho mención en los artículos anteriores deberán contener, en la forma que reglamentariamente se determine:

a) El inventario anual de todos los bienes. b) La cuenta de ingresos, en la que se hará constar, en detalle, cuantos bienes o cantidades en metálico reciba el partido, especificándose -salvo que se trate de cuentas sociales- el nombre del transmitente y la fecha y la forma de la transmisión de los bienes o cantidades del partido, así como su procedencia y título.

Los libros a que se refiere el punto anterior llevarán en su caso, las legalizaciones precisas, y podrán ser examinadas por quienes legalmente asuman la función inspectora de la Contabilidad del partido, hallándose además a disposición de cualquier autoridad legitimada para ello.

18.1.- Los dirigentes territoriales del partido darán cuenta del estado económico de cada Junta Comarcal, Provincial o Insular a la Junta Nacional, pudiendo ésta formular reparos y objeciones con objeto de que sean subsanados.

En las Juntas Comarcales, Provinciales o Insulares será el Secretario de Organización el responsable de la custodia de libros, debiendo procederse dentro de su ámbito, del mismo modo que se establece para la organización nacional en estos Estatutos. En las cuentas corrientes bancarias que se abran, siempre a nombre del partido, y con la autorización expresa del Secretario de Organización de la MNF, se necesitarán dos firmas para la disposición de fondos,

14

ESTATUTOS MESA NACIONAL FALANGISTA

siendo una de ellas, obligatoriamente, la del Secretario de Organización de la Mesa Nacional Falangista.

18.2.- Los Presupuestos y Balances anuales del partido serán informados por la Junta Nacional, y con su conocimiento, sometidos a la aprobación de la Junta Política y del Consejo Nacional.

Para la venta, de cualquier bien patrimonial de la clase que fuere, se requerirá el acuerdo de la Junta Política. Para hipotecar o gravar bastará el acuerdo de la Junta Nacional por mayoría de dos tercios.

Disposiciones adicionales transitorias:

UNICA.- La Junta Política deberá aprobar, en el plazo máximo de un año, los siguientes reglamentos:

1.1.- El Reglamento de participación y celebración de Consejos, sean estos del carácter que sean. 1.2.-El Reglamento de los órganos de representación, gobierno y administración de las Juntas Territoriales. 1.3.- El Reglamento de distintivos de mando. 1.4.- El reglamento de Recompensas.

Dado en Las Fraguas (Cantabria), a 31 de agosto de dos mil dos.

Por la Patria, el Pan y la Justicia.
15

ESTATUTOS MESA NACIONAL FALANGISTA

¡ARRIBA ESPAÑA!

ANEXO 1

REGLAMENTO DISCIPLINARIO

Titulo I. Faltas y Sanciones

Capitulo 1. De la Clasificación de las Faltas.

Las faltas se dividen en muy graves, graves y leves.

Art. 1. Son faltas muy graves:

- Abandono individual o colectivo de una acción común, comprometiendo su éxito y/o su desarrollo. - Desobediencia reiterada a las directrices del partido a cualquier nivel de dirección. - Las conductas constitutivas de delito doloso. -La falta de rendimiento en las tareas encomendadas que comporten inhibición de las responsabilidades asumidas en el ejercicio de un cargo o función. - La pertenencia y presencia activa en otra organización política. - Haber sido sancionado por la comisión de tres faltas graves en un periodo de un año.

Art. 2. Son faltas graves:

- La tercera ausencia injustificada en el plazo de un año de los actos, cursos, movilizaciones y cualesquiera otras acciones convocadas por el partido.
16

ESTATUTOS MESA NACIONAL FALANGISTA

- Realización de críticas públicas injustificadas, dañando la imagen del partido. - El abuso de autoridad en el ejercicio del cargo - La tolerancia de los superiores respecto a la comisión de faltas muy graves o graves de sus subordinados. - La grave desconsideración con los superiores y camaradas - Causar daños graves en los locales, material o documentos del partido. - La falta de rendimiento que afecte al normal desarrollo de los planes del partido y no constituya falta muy grave. - No guardar el debido sigilo respecto a los asuntos que se conozcan por razón del cargo cuando causen perjuicio a la organización. - El incumplimiento de los plazos fijados en los procedimientos y normativa del partido. - La asistencia a los actos y convocatorias del partido bajo los efectos del alcohol u otras drogas. - La comisión de 6 faltas leves en el plazo de un año. - Las acciones u omisiones dirigidas a evadir los sistemas de control o a impedir que sean detectados los incumplimientos injustificados de los deberes encomendados. - El impago de las cuotas durante tres meses consecutivos.

Art. 3. Son faltas leves:

- El incumplimiento injustificado en las tareas encomendadas siempre que no suponga falta grave. - La falta de asistencia injustificada de un día a los actos, cursos, movilizaciones y otras acciones convocadas por el partido. - La incorrección con los superiores y camaradas. - El incumplimiento de los deberes y obligaciones del militante, siempre que no deban ser calificados como falta muy grave o grave.

Capitulo 2. Personas responsables.

Art. 4. Los militantes incurrirán en responsabilidad disciplinaria en los supuestos y circunstancias establecidos en el presente Reglamento.

17

ESTATUTOS MESA NACIONAL FALANGISTA

4.1. Así mismo serán responsables los órganos colegiados del partido respecto de las obligaciones fijadas para ellos.

Art. 5. Los militantes que indujeran a otros a la realización de actos o conductas constitutivos de falta disciplinaria, incurrirán en la misma responsabilidad que estos. De no haberse consumado la falta incurrirán en responsabilidad según el grado de intencionalidad, la naturaleza de los perjuicios causados y la reincidencia.

Art. 6 Igualmente incurrirán en responsabilidad los militantes que encubrieren las faltas consumadas graves o muy graves, cuando de dicho acto se deriven daños para la organización o los camaradas y serán sancionados de acuerdo con los criterios previstos en el articulo anterior.

Capítulo 3. Sanciones Disciplinarias.

Art. 7 Por razón de las faltas a que se refiere este reglamento podrán imponerse las siguientes sanciones:

A) Expulsión del partido del militante. B) Destitución del cargo para el que estuviera nombrado. C) Sanción pecuniaria proporcional a la cuota. D) Suspensión de la condición de militante. E) Apercibimiento escrito.

Art. 8. La expulsión del militante sólo podrá imponerse por faltas muy graves.

Art. 9 La suspensión de la condición de militante se podrá imponer por la comisión de faltas graves o muy graves. La suspensión por falta muy grave no podrá ser inferior a un año ni superior a tres. Si se impone por falta grave no podrá exceder de un año. Si la suspensión firme no excede del período en que el militante permaneció en suspensión provisional, la sanción no conlleva necesariamente el cese en el cargo si lo tuviera Los militantes que por razón de una sanción hubiesen cesado en el cargo no podrán ser reelegidos para el mismo durante un plazo de cuatro años si lo hubiesen sido por falta muy grave, o de un año cuando hubiere correspondido a la comisión de falta grave. Dicho plazo se computará desde la fecha en que se produjo el cese.

18

ESTATUTOS MESA NACIONAL FALANGISTA

Art. 10 Las faltas leves sólo podrán ser corregidas con las sanciones que se señalan en los apartados D y E del Art. 7, siendo un mes el plazo máximo de suspensión.

Art. 11. No se podrán imponer sanciones por faltas graves o muy graves sino en virtud de expediente instruido al efecto, con arreglo al procedimiento regulado en el Titulo II del presente Reglamento.

11.1. Para la imposición de sanciones por falta leve no será preceptiva la previa instrucción del expediente a que se refiere el apartado anterior salvo el trámite de audiencia al inculpado que deberá evacuarse en todo caso.

11.2. Los Consejos provinciales o territoriales deberán ser informados de la imposición de todas las sanciones por faltas muy graves.

Capitulo 4. Extinción de la Responsabilidad Disciplinaria.

Art. 12. La responsabilidad disciplinaria se extingue por el cumplimiento de la sanción, prescripción de la falta o de la sanción, o indulto.

12.1 Si durante la sustanciación del procedimiento se produjera la perdida de la condición de militante del inculpado, se dictará resolución en la que, con invocación de la causa, se declarará extinguido el procedimiento sancionador, Salvo que por parte interesada se inste la continuación del expediente.

Art. 13. Las faltas muy graves prescriben a los tres años, las graves a los dos años y las leves a los seis meses. El plazo de prescripción comenzará a contarse desde que la falta se hubiera cometido.

13.1. La prescripción se interrumpirá por la iniciación del procedimiento, a cuyo efecto la resolución de la incoación del expediente disciplinario deberá ser debidamente registrada, volviendo a correr el plazo si el expediente permaneciere paralizado más de un mes por causas no imputables al militante sujeto al procedimiento.

Art. 14. Las sanciones impuestas por falta muy graves prescribirán a los tres años, las impuestas por faltas graves, a los dos años y las impuestas por faltas leves al cabo de 1 año.

19

ESTATUTOS MESA NACIONAL FALANGISTA

14.1. El plazo de prescripción comenzará a contarse desde el día siguiente a aquel en que adquiera firmeza la resolución por la que se impone la sanción, o desde que se quebrantase el cumplimiento de la sanción si hubiese comenzado.

Art. 15. La amplitud y efectos de los indultos de sanciones disciplinarias se regularán por las disposiciones que los concedan.

Titulo II Tramitación

Capítulo 1. Disposiciones Generales.

Art. 16. En cualquier momento del procedimiento en el que el instructor aprecie que la presunta falta pueda ser constitutiva de delito o falta penal lo pondrá en conocimiento de la autoridad que hubiere ordenado la incoación del expediente para que obre en consecuencia. Ello no será obstáculo para que continúe la tramitación de la sanción si procediera.

Art. 17. La Junta Nacional podrá acordar como medida preventiva la suspensión provisional de los militantes que estén sometidos a procesamiento, cualquiera que sea la causa del mismo y podrá prolongarse durante todo el procesamiento.

Capitulo 2. Ordenación.

Art. 18. El procedimiento para la sanción de faltas disciplinarias se impulsará de oficio en todos sus trámites.

Capitulo 3. Iniciación.

Art. 19. El procedimiento se iniciará siempre de oficio, por acuerdo del órgano competente, bien por propia iniciativa o como consecuencia de orden superior, moción razonada de los subordinados o denuncia. De iniciarse el procedimiento como consecuencia de denuncia, deberá comunicarse dicho acuerdo al firmante de la misma.

20

ESTATUTOS MESA NACIONAL FALANGISTA

Art. 20. El órgano competente para incoar el procedimiento podrá acordar previamente la realización de una información reservada.

Art. 21. Será competente para ordenar la incoación del expediente disciplinario la Junta Nacional. En todo caso, así mismo, podrán acordar dicha incoación los Secretarios Territoriales y los Secretarios Provinciales respecto de los militantes de sus correspondientes ámbitos.

21.1. La incoación del expediente disciplinario podrá acordarse de oficio o a propuesta del superior jerárquico inmediato del militante.

Art. 22. En la resolución por la que se incoe el procedimiento se nombrará instructor, que deberá ser un militante de igual o superior categoría que el inculpado. En el caso de que dependa de otra provincia o territorio deberá solicitarse la autorización de la Junta Nacional. Cuando la complejidad o trascendencia de los hechos a investigar así lo exija, se procederá al nombramiento de secretario, que en todo caso deberá tener la condición de militante.

Art. 23. La incoación del procedimiento con el nombramiento del instructor y secretario, se notificará al militante sujeto a expediente, así como a los designados para ostentar dichos cargos.

Art. 24. Serán de aplicación al instructor y al secretario, los siguientes motivos de abstención y recusación: - Tener interés personal en el asunto de que se trata o en otro en cuya resolución pudiera influir la de este. - Tener parentesco de consanguinidad dentro del cuarto grado o de afinidad dentro del segundo con alguno de los interesados. - Tener amistad íntima o enemistad manifiesta con alguna de las personas mencionadas en el apartado anterior. - Intervenir como perito o testigo en el procedimiento de que se trata. - Tener relación de servicio con la persona de que se trata.

24.1. El derecho de recusación podrá ejercitarse desde el momento en que el interesado tenga conocimiento de quienes son el instructor y el secretario.

21

ESTATUTOS MESA NACIONAL FALANGISTA

24.2. La abstención y la recusación se plantearán por escrito en el que se expresará la causa ante la autoridad que acordó el nombramiento, quien deberá resolver en el plazo de tres días.

24.3. La autoridad podrá ordenar a las personas en quienes se dé alguna de las circunstancias señaladas que se abstengan de toda intervención en el expediente.

24.4. La no abstención que proceda dará lugar a la responsabilidad.

Art. 25. Iniciado el procedimiento, la autoridad que acordó la incoación podrá adoptar las medidas provisionales que estime oportunas para asegurar la eficacia de la resolución que pudiera recaer.

25.1. La suspensión provisional podrá acordarse preventivamente en la resolución de incoación del expediente y durante la tramitación del procedimiento disciplinario. 25.2. No se podrán dictar medidas provisionales que puedan causar perjuicios irreparables o impliquen violación de derechos amparados por las Leyes.

Capitulo 4. Desarrollo.

Art. 26. El instructor ordenará la práctica de cuantas diligencias sean adecuadas para la determinación y comprobación de los hechos y en particular de cuantas pruebas puedan conducir a su esclarecimiento y a la determinación de las responsabilidades susceptibles de sanción.

26.1. El instructor como primeras actuaciones, procederá a recibir declaración al presunto inculpado y a evacuar cuantas diligencias se deduzcan de la comunicación o denuncia que motivó la incoación del expediente y de lo que aquel hubiera alegado en su declaración. Todos los órganos y militantes están obligados a facilitar al instructor los antecedentes e informes necesarios, así como los medios personales y materiales que precise para el desarrollo de sus actuaciones.

Art. 27. A la vista de las actuaciones practicadas y en un plazo no superior a un mes, contado a partir de la incoación del procedimiento, el instructor formulará el correspondiente pliego de cargos, comprendiendo en el mismo los hechos imputados, con expresión en su caso de la falta presuntamente cometida, y de las sanciones que puedan ser de aplicación de acuerdo con lo previsto en el Art. 7 del presente reglamento. El instructor podrá, por causas justificadas, solicitar la ampliación del plazo referido.

22

ESTATUTOS MESA NACIONAL FALANGISTA

27.1. El pliego de cargos deberá redactarse de modo claro y preciso, en párrafos separados y numerados por cada uno de los hechos imputados al militante. El instructor deberá proponer en el momento de elaborar el pliego de cargos, a la vista del resultado de las actuaciones practicadas, el mantenimiento o levantamiento de la suspensión provisional que, en su caso, se hubiera adoptado.

Art. 28. El pliego de cargos se notificará al inculpado concediéndosele un plazo de diez días para que pueda contestarlo con las alegaciones que considere convenientes a su defensa y con la aportación de cuantos documentos considere de interés. En este trámite deberá solicitar, si lo estima conveniente, la práctica de las pruebas que para su defensa crea necesarias.

Art. 29. Contestado el pliego o transcurrido el plazo sin hacerlo, el instructor podrá acordar la práctica de las pruebas solicitadas que juzgue oportunas, así como la de todas aquellas que considere pertinentes, para la práctica de las pruebas se dispondrá del plazo de un mes.

29.1. El instructor podrá denegar la admisión y práctica de las pruebas para averiguar cuestiones que considere innecesarias, debiendo motivar la denegación, sin que contra esta resolución quepa recurso del inculpado.

Art. 30. Los hechos relevantes para la decisión del procedimiento podrán acreditarse por cualquier medio de prueba admisible en derecho.

Art. 31. Para la práctica de las pruebas propuestas, así como para la de las de oficio cuando se estime oportuno, se notificará a los militantes el lugar, fecha y hora en que deban realizarse, debiendo incorporarse al expediente la constancia de la recepción de la notificación.

Art. 32. La intervención del instructor en todas y cada una de las pruebas es esencial y no puede ser suplida por la del secretario, sin perjuicio de que el instructor pueda interesar la práctica de otras diligencias de cualquier órgano del partido.

Art. 33. Cumplimentadas las diligencias previstas en el presente título se dará vista del expediente al inculpado con carácter inmediato para que en el plazo de diez días alegue lo que estime pertinente en su defensa y aporte cuantos documentos considere de interés. Se facilitará copia completa del expediente al interesado cuando así lo solicite.

Art. 34. El instructor formulará dentro de los diez días siguientes, la propuesta de resolución, en la que se fijará con precisión los hechos, motivando, en su caso, la denegación de las pruebas propuestas por el inculpado, y hará la valoración de los mismos para determinar la falta que se estime cometida, señalándose la responsabilidad del militante, así como las sanción a imponer.

23

ESTATUTOS MESA NACIONAL FALANGISTA

Art. 35. La propuesta de resolución se notificará por el instructor al interesado para que, en el plazo de una semana, pueda alegar ante el instructor cuanto considere conveniente en su defensa.

Art. 36. Oído el inculpado o transcurrido el plazo sin alegación alguna, se remitirá con carácter inmediato el expediente completo al órgano que haya acordado la incoación del procedimiento, el cual lo remitirá al órgano competente para que proceda a dictar la decisión que corresponda o, en su caso, ordenará al instructor la práctica de las diligencias necesarias.

Capitulo 5. Terminación.

Art. 37. La resolución que pone fin al procedimiento disciplinario, deberá adoptarse en el plazo de diez días, salvo en caso de pérdida de la condición de militante, y resolverá todas las cuestiones plantadas en el expediente.

37.1. La resolución habrá de ser motivada y en ella no se podrán aceptar hechos distintos de los que sirvieron de base al pliego de cargos y a la propuesta de resolución, sin perjuicio de su distinta valoración.

Art. 38. El órgano competente para imponer la sanción podrá devolver el expediente al instructor para la práctica de las diligencias que resulten imprescindibles para la resolución. En tal caso, antes de remitir de nuevo el expediente al órgano competente para imponer la sanción se dará vista de lo actuado al militante inculpado, a fin de que en el plazo de una semana alegue cuanto estime conveniente.

Art. 39. Serán órganos competentes para la imposición de las sanciones disciplinarias:

1. La Junta Nacional para las faltas graves y muy graves. En el caso de pérdida de la condición de militante, oída la Junta Provincial o Regional.

2. La Junta Provincial o Territorial para las faltas leves o suspensión de militancia inferior al mes.

Art. 4O. En la resolución que ponga fin al procedimiento disciplinario deberá determinase con toda precisión la falta que se estime cometida señalando los preceptos en que aparezca recogida la clase de falta, el militante responsable y la sanción que se impone. Haciendo expresa declaración en orden a las medidas provisionales adoptadas durante la tramitación del procedimiento.

24

ESTATUTOS MESA NACIONAL FALANGISTA

40.1. Si la resolución estimase la inexistencia de falta disciplinaria o la de responsabilidad para el militante inculpado hará las declaraciones pertinentes en orden a las medidas provisionales.

40.2. La resolución deberá ser notificada al inculpado, con expresión del recurso que quepa contra la misma, el órgano ante el que han de presentarse y plazos para interponerlos. Si el procedimiento se inició como consecuencia de denuncia, la resolución habrá de notificarse al firmante de la misma.

Art. 41. Las sanciones disciplinarias se ejecutarán según los términos de la resolución en que se imponga y en el plazo máximo de un mes, salvo que por causas justificadas se establezca otro distinto en la resolución.

Art. 42. La Junta Nacional podrá decidir la inejecución de la sanción y el órgano competente para resolver podrá acordar su suspensión temporal por tiempo inferior al de su prescripción si la sanción fuera la de pérdida de la condición de militante. El acuerdo de su inejecución o suspensión corresponderá a la Junta Nacional, ambos acuerdos deberán adoptarse de oficio, o a instancia del interesado, siempre que mediare causa fundada para ello.

Art. 43. Las sanciones disciplinarias que se impongan a los militantes se anotarán en el libro registro, con indicación de las faltas que las motivaron. La cancelación de las anotaciones se producirá de oficio o a instancia del interesado, una vez transcurrido el plazo de prescripción, en ningún caso se computarán a efectos de reincidencia las sanciones canceladas o que hubieran podido serlo.

Art. 44. Contra los acuerdos sancionadores se podrá recurrir en el plazo de un mes, a contar desde el día siguiente del de la recepción de la notificación, ante el órgano superior al que lo dictó. Siendo el Consejo Nacional o su Junta Política el encargado en el caso de las sanciones impuestas por la Junta Nacional.

25