Repensando el Derecho

Mario René Mancilla Barillas 2011

Algunas reflexiones sobre la hermenéutica, la interpretación y la argumentación en el campo del Derecho

Somos seres razonables, discursivos. Por ello, estamos obligados a ofrecer argumentos para apoyar las interpretaciones que hacemos, sobre todo porque la interpretación nueva es la que más precisamente exige ser probada. Estamos en comunidades interpretativas, que son comunidades de diálogo. En la interacción dialógica prevalece el mejor argumento. Mauricio Beuchot

Introducción
Se me ha concedido el honor de dirigirme a un excelente grupo de jueces y 1 magistrados del ramo civil en una charla en donde aborde, a manera de reflexión, el proceso que va desde el posicionamiento hermenéutico ante un texto legal, pasa por las diferentes formas de interpretación que permiten ese posicionamiento y termina en el acto de justificar y fundamentar por qué hemos interpretado el texto en una situación concreta de esa y no de otra manera, es decir, argumentar por qué hemos elegido ese sentido y significado de las normas frente a cualquier otro sentido y significado posibles. Desde esa perspectiva necesariamente es imposible abordar todos los temas y todas las aristas de los tres temas abordados: hermenéutica, interpretación y argumentación. El reto es importante dado que el auditorio está compuesto, precisamente, por aquellas personas que por imperativo legal, en la forma republicana de gobierno que tenemos, son las únicas llamadas a adjudicar en casos concretos con autoridad legal. Es decir, hombres y mujeres que interpretan y argumentan todos los días desde su personal posición hermenéutica. Y quien se dirige a tan exigente auditorio no es juez, aunque cumpla labores parecidas en un foro internacional. Desde esa perspectiva nada nuevo les puedo aportar en el arte concreto de las resoluciones judiciales cotidianas. Por el contrario espero poder contribuir con una perspectiva del problema de la interpretación-motivación de las decisiones judiciales totalmente diferente, externa si se me permite la expresión. Una perspectiva no condicionada por el exceso de trabajo judicial o por las fuerzas que luchan por reducir y aún neutralizar la independencia judicial. La perspectiva que les propongo es la de una reflexión profunda y sistémica que aborde el proceso completo de posicionarse-frente-almundo-en-el-mundo para interpretar un texto legal que permita resolver un problema y justificar frente a las partes y la sociedad la decisión/interpretación adoptada. Es decir la ruta hermenéutica-interpretación-argumentación. Para el efecto en la primera sección reflexiono sobre el proceso de entender el derecho y lo jurídico como un sistema de pensamiento, o como señalaría 2 LUHMANN , como un sistema autopoiético que se expresa por medio del discurso jurídico. Entendido como sistema trato de explicar la enorme importancia de la posición hermenéutica que el intérprete adopta, consciente o inconscientemente, frente el objeto de su interpretación lo cual condiciona qué herramientas puede o no usar en la interpretación y como dichas herramientas a su vez inciden de manera directa en cómo el intérprete puede justificar su interpretación y aportar los fundamentos más apropiados para tal justificación, es decir: argumentar su interpretación. Desde otra perspectiva significa el proceso de identificar el punto de partida filosófico del intérprete el cual le permite seleccionar un método de interpretación y con ello emitir juicios prácticos sobre los problemas concretos que se someten a su consideración. En la segunda sección abordo el problema de la hermenéutica, o más precisamente las hermenéuticas y cómo las mismas han sido confundidas con la interpretación.
1

Por lo cual debo presentar una excusa adicional pues uno de mis campos de conocimiento es el Derecho Constitucional y eso se nota a lo largo del texto. En todo caso confío en que la mayoría del texto es aplicable a cualquier rama del Derecho. 2 LUHMANN, N. 2005. El derecho de la sociedad, México DF, Herder.

les libero de responsabilidad por las falencias. no se interpreta solo en casos de ambigüedad. vacíos o contradicciones en las cuales haya incurrido ya que como es usual en estos casos solo el autor es responsable de las ideas expresadas. En la cuarta y última sección abordo el problema de la argumentación. 2008. UNAM. con la dike o justicia de una manera que podríamos denominar “balance dinámico” o analógico. Barcelona. R. También abordo los dos elementos mínimos de la argumentación: justificación y fundamentación desde el modelo de “apelación a lo razonable”. solo yo soy responsable de que los argumentos presentados sean completos en cuanto a su justificación y fundamentación. . E. objeto de interpretación y contexto interpretativo para concluir con una propuesta basada en la phrónesis o prudencia aristotélica que relaciona la epiqueya o equidad. de paso. sin embargo no dudo del éxito parcial de tal propósito puesto que todas las personas vemos el mundo desde una perspectiva muy particular y todos tenemos influencias más o menos identificables. dejando de lado la interpretación de los casos fáciles o normales.Describo los tipos de hermenéuticas clasificadas por el tipo de respuestas que buscan. 1999. Los derechos en serio. que para efectos de la charla identificaremos con la motivación que nuestra legislación demanda a los jueces. Barcelona. Describo aquí como la argumentación genera para los jueces obligaciones concretas que pueden resumirse en la frase: Los jueces corren con la carga de la prueba de por qué han fallado de una manera y no de otra. oscuridad o ausencia de la norma jurídica sino por el contrario la naturaleza misma del Derecho impone interpretación de algún tipo y siempre es mejor estar prevenidos y equipados con diferentes herramientas interpretativas. Finalmente agradezco al Doctor Vladimir Aguilar Guerra y su equipo de la Escuela de Estudios Judiciales el reto y honor que me hicieron al invitarme a dar esta charla y. El imperio de la justicia. 1977. México DF. He tratado de sesgar lo menos posible estas notas y la charla. Argumento aquí que. Editorial Gedisa. DWORKIN. también explico muy brevemente los tres elementos esenciales de la hermenéutica: intérprete. 3 Cfr. o dicho en términos de los temas aquí tratados. En todo caso se usa el 3 concepto de “casos difíciles” de DWORKIN para abordar algunas herramientas interpretativas. En mi caso confieso que considero cualquier creación humana desde su valor para la persona y para la sociedad y bastará ver la bibliografía para tener idea de las influencias que hay en este texto y para que el lector tome las medidas de resguardo que considere apropiadas. España. Realismo Sociológico y Iusnaturalismo. Positivismo Jurídico. Y también DWORKIN. 2 . Editorial Ariel Derecho. 4 Para una síntesis de las posiciones más conocidas véase: GARCIA MAYNEZ. especialmente atendiendo a que no hay una sola forma de interpretar el Derecho y no hay una sola 4 corriente filosófica que pueda jactarse de ser totalmente verdadera . En la tercera sección abordo la interpretación como proceso metodológico orientado por la elección hermenéutica hecha previamente. contrario a lo que se piensa normalmente. R.

¿Cómo cumple ese mandato el juez? ¿Cuál es el proceso para llegar a una resolución? En un primer momento el juez debe adoptar una posición en el mundo frente a los otros dos elementos de la hermenéutica que le permitirá llegar a resolver el caso. además toma en cuenta el contexto. Pamplona. de su familia. le encargamos que dirima objetiva y justamente los conflictos jurídicos que le sometemos. Ed. de su cultura. más estas últimas que los dos primeros. está determinada por su posición filosófica con relación a la pregunta ¿qué es y qué no es Derecho? De la respuesta dependerá qué tipo y naturaleza de interpretaciones espera encontrar: univocas. es decir que justifiquemos nuestra posición laboral y aún nuestra posición en el mundo con “productos concretos” de nuestro trabajo. Es producto de su tiempo. autos y sentencias. virtudes y vicios y a quien. en la medida que emita más sentencias. con esas circunstancias personales. Si esperamos que haya un pequeño grupo de interpretaciones posibles y sólidas. con relación al objeto de interpretación y al contexto interpretativo. de una manera individual e irrepetible con todas sus virtudes y todos sus vicios. Entiendo en este contexto la analogía como phrónesis o prudencia aristotélica la cual busca generar una relación entre la epiqueya o equidad. de la misma manera que conducimos un vehículo o nos dirigimos a nuestras casas. y atendiendo a las cargas de trabajo. esto es algo que se produce de manera automática. R. De suyo. analógicas o equívocas. en el caso de los jueces con decretos. como señala 5 SPAEMANN como personas son de la forma que son. EUNSA. estaremos ante una posición unívoca. libre e irrepetible en donde conviven capacidades. 3 . limitaciones. dogmática y posiblemente positivista. Así un juez será bueno. y tampoco tiene mucho sentido. Tenemos entonces a una persona socialmente determinada pero única. de su clase. Tiene un estatus socialmente determinado y cumple una serie de roles sobre los cuales todas las demás personas tenemos ciertas expectativas. Esa posición. Si espera que su esfuerzo llegue a descubrir una “interpretación única y verdadera”. demanda que todos seamos más “productivos”. de su religión y de otras estructuras sociales a las cuales pertenece. Contra esa corriente que nos domina y no nos deja reflexionar lo importante me permito presentar un análisis cualitativo del proceso por el cual debería pasar la mente de un juez antes de emitir sus determinaciones. El juez es una “persona-en-el-mundo” es decir socialmente determinada pero no de manera fatal. 2000. La práctica cotidiana demanda cada día más velocidad. La calidad aún no es una demanda social.Posicionarse en el mundo para interpretar/entender y luego justificar y convencer a otros sobre lo entendido Considero que en la vida cotidiana de un juez no hay tiempo. Adicionalmente. reparar en las distintas etapas por las cuales transita su pensamiento al juzgar cada caso concreto. con la dike o justicia de una manera que podríamos denominar “balance dinámico” o 5 SPAEMANN. a los ojos del público. estaremos ante una hermenéutica analógica que. balanceadas y limitadas. independientemente del contexto interpretativo. Personas: Acerca de la distinción entre <<algo>> y <<alguien>>. España.

los propósitos de la norma. Veamos ahora cada uno de sus elementos. R. Este proceso. esto lo ha hecho desde una posición hermenéutica concreta y. Buenos Aires. Finalmente si consideramos que cualquier interpretación es válida. calificar o criticar la calidad de las decisiones judiciales. tendremos que acudir a los intereses en juego. entonces acudimos las 6 directivas de interpretación como las propuestas por VIGO . L. en la medida que especifiquemos quién interpreta el objeto en qué condiciones contextuales. 7 6 7 VIGO. Todos los jueces. El círculo ahora está completo. algunas libertades se permitirán con los principios del Derecho y el “espíritu de la ley”. E. Una reconstrucción normativa de los argumentos de apelación a lo razonable en la justificación de las decisiones judiciales. bien llevado y con las herramientas adecuadas. Interpretación constitucional. es decir el juez debe argumentar (justificar y fundamentar) ante las partes y la sociedad por qué ha tomado precisamente esa decisión y no otra. De nuevo ¿Cómo cumple ese mandato el juez? ¿Cuál es el proceso para llegar a una resolución? Ahora puedo responder que el juez ha entendido/interpretado el caso y el texto legal. objeto/texto y contexto) relacionados en tres formas posibles. estaremos ante una posición equívoca. C. LexisNexis-Abeledo Perrot. T. 4 . Debe probar que la decisión es justa para las partes y es razonable de acuerdo al ordenamiento jurídico. es el que permite entender. 2010. 2004. Una vez interpretado nuestro texto surge la “carga de la prueba en el juez” . relativista o ultra-realista. la racionalidad entre interpretación y efecto real. & SANTIBÁÑEZ YAÑEZ. (eds. Buenos Aires: Biblos. Tenemos pues los tres elementos hermenéuticos (intérprete. finalmente. de manera consciente o inconsciente adoptan una de dichas formas de manera predominante y accidentalmente cualquiera de las otras dos. dependiendo quién es el intérprete y en qué contexto interpreta.) Teoría de la argumentación: a 50 años de Pereleman y Toulmin. posición equivocista. las relaciones de poder y los objetivos de cambio social como herramientas de interpretación. Esta concepción la he tomado de FETERIS. ha motivado/argumentado su decisión de tal manera que todos los destinatarios de la misma entiendan la razonabilidad. Elegir la posición hermenéutica nos lleva inmediatamente al nivel metodológico el cual se define por medio de responder ¿qué herramientas son válidas para interpretar mi objeto desde la posición adoptada? Si se adopta la postura unívoca la herramienta por excelencia será la interpretación literal y la lógica formal. In: MARAFIOTI. R. 1a. Si se opta por la posición analógica entran en juego los valores. ed. es decir: nunca perfecto y siempre buscando tender al lado que ofrezca los resultados más racionales.analógico. Finalmente si creemos que toda interpretación es válida. justicia y fundamentos de la misma.

provenientes de la realidad. 8 BEUCHOT PUENTE. la de los relativismos. Sígueme. positivismos. Hermenéuticas equívocas Cualquier respuesta es válida y posible dependiendo el intérprete. Rubinzal Culzoni. Santa Fé. 2007a. Método dialógico. Salamanca.Las hermenéuticas Se dice que el punto de partida determina el lugar al cual llegamos. dogmática. Verdad y método. El intérprete debe seleccionar un punto de partida antes de iniciar su tarea y ese punto de partida tener la expectativa de que hay una sola interpretación posible para el texto objeto de interpretación. La hermenéutica analógica busca una cierta proporción y una atribución de jerarquías. el interés común. subjetivismos. El movimiento de usos alternativos del Derecho es partidario de estas posiciones. Todo vale. los más fuertes. escepticismos. Sobre todo se ha notado que por rechazo a una hermenéutica demasiado rígida que podemos llamar unívoca. Si creemos que cualquier interpretación es posible. La proporción o igualdad proporcional. Relativismo metodológico. solo unos pocos elementos. Esta posición genera crisis permanentes al no permitir que datos fuera del discurso normativo. 28 9 Cfr. Pág. No hay una sola interpretación posible pero tampoco se acepta el “todo vale”. BEOCHOT lo presente de la siguiente manera: “Hay que tener cuidado. Esto puede ser cierto con la hermenéutica o más precisamente con las hermenéuticas. Los positivistas y cientifistas son partidarios de estos tipos de hermenéutica que BEUCHOT denomina unívoca. Método lógico formal. escapa. GADAMER. se ha caído en una hermenéutica demasiado laxa. etcétera. por ejemplo. que podemos llamar equívoca. búsqueda del equilibrio entre justicia y equidad. el objeto y el contexto. 8 esto es. nihilismos. 2007b. Y GADAMER. no son consideradas. Hermenéutica analógica y derecho. negamos que las interpretaciones sean necesarias. fundamentación subjetivista o nihilista.-G. esto es. H. Verdad y método II. es decir nunca perfectamente equidistante de los extremos. rígida. la de los racionalismos.-G. flexible. La razonabilidad de los resultados. Argentina. de alguna manera. independientemente del contexto. una especie de darwinismo hermenéutico. Una especie de todo se vale. sean tomados en cuenta. la equidad. La atribución jerarquizada le permite al intérprete buscar un pequeño grupo de interpretaciones válidas que pueden ser organizadas en función de su coherencia y fortaleza posicionando a la más estudiada. 2008. cientifismos. de los extremos y mantener un cierto equilibrio que es dinámico. 5 . En el otro extremo el relativismo posmoderno señala que cualquier interpretación es posible dependiendo quién sea el intérprete y en qué contexto realiza la interpretación. o busca escapar. Salamanca.” Ante esto reaccionó GADAMER y RICOEUR proponiendo una hermenéutica analógica. M. H. Sígueme. pueden sobrevivir. Hermenéuticas Analógicas Busca la respuesta más rica y sólida (analogado principal) y otros analogados secundarios. fundamentada y rica como “analogado principal” y a las menos ricas y coherentes como “analogados secundarios”. etcétera. 9 Hermenéuticas Unívocas Busca una sola respuesta posible y verdadera.

Arte de interpretar textos y especialmente el de interpretar los textos sagrados. Rubinal Culzoni. hablados. 40 6 . Según el Diccionario de la Real Academia Hermenéutica deviene del griego ἑρμηνευτικός y tiene tres posibles significados: 1. Ahora bien el intérprete está condicionado por su “historicidad” es decir por su ideología. f. Fil. socialmente condicionado pero único en su individualidad y dignidad. Esto debe ser complementado con el perfil sicológico del intérprete. distinciones. muchas cosas pero dado el propósito de este documento no abundaré aquí en definiciones y me limitare a citar el DRAE. Santa Fé. Argentina. futuro. M.Ahora bien ¿qué es la hermenéutica jurídica? La hermenéutica jurídica Se ha entendido por el concepto de Hermenéutica. adj.” El intérprete El intérprete por su parte es un sujeto histórico. teoría de la verdad y el método que expresa la universalización del fenómeno interpretativo desde la concreta y personal 10 historicidad. 2. Entre ellos. multívoco en sí mismo. sino un sujeto interpretativo. Diccionario de la Lengua Española. Por el contrario se busca una comprensión profunda una fusión de “horizontes cognoscitivos” del que emite el texto y del que lo interpreta. 2008. Vemos a las personas intentando comprender para luego explicar. el texto jurídico ha sido fundamental. 3. volátil. El fenómeno interpretativo está signado por el deseo de comprensión para luego proceder a la explicación. 11 BEOUCHOT. porque siempre está sujeto a discusiones. La persona se acerca al texto sin poder escapar totalmente a las expectativas personales –carrera. pero rehúye de una intelección instantánea. ya que en la interpretación se cruzan la intencionalidad del autor del texto y la del lector del 12 mismo. Es no solo un sujeto narrativo o narratológico. etcétera. que mantiene un diálogo con argumentos. Pág. Si los horizontes se fusionan podemos decir que ha surgido la comprensión. 22. Esta última definición es la que más interesa por expresar de manera clara los tres elementos esenciales de la hermenéutica. Hermenéutica analógica y derecho.” La intencionalidad del intérprete es comprender. Diccionario de la Lengua Española. actuados. “es un ser humano razonable. 25 12 Ibid. Madrid: ESPASA. Mecánicamente no es más que el acto del intérprete de acercarse a su objeto de interpretación y ese objeto que no es más que textos “los cuales pueden ser de muchas formas: escritos. a complementos. intereses y cultura. f.ni a las expectativas sociales –fallos en uno u otro sentido10 REAL ACADEMIA ESPAÑOLA DE LA LENGUA 2001. economía. a 11 precisiones. etc. con una intencionalidad. ed. que dialoga argumentativamente. se compromete en un proceso que busca comprensión de su objeto. Perteneciente o relativo a la hermenéutica. Pág. Desde lo externo el intérprete está presionado por sus especiales circunstancias que pueden llevarle a interpretar diferente los mismos casos dependiendo las circunstancias en las cuales realizar su tarea interpretativa. En la filosofía de Hans-Georg Gadamer.

Error y verdad son dos afecciones del discurso. principios del derecho. hasta la acción significativa. comprende “desde el texto escrito. así como otro tipo de conceptos que están totalmente relacionadas con las conductas de las personas que son interpretables dentro del juicio. que fue añadido como 13 texto por Gadamer. la corrupción. 14 RICOEUR. pasando por el diálogo. Hermenéutica analógica y derecho. por supuesto. del texto. pero hay que evitar caer por ello en el otro extremo de la falta absoluta de literalidad. que es la idea tradicional. pero también los hechos y 17 actos con relevancia jurídica y las conductas con sentido jurídico . México DF. doctrina.. Pág. para quedarnos en la mera ambigüedad. y es el entrelazamiento de estas dos palabras lo que constituye la 14 primer unidad del lenguaje y el pensamiento. En sus elementos la palabra puede encerrar más o menos significados posibles “polisemia” y el texto puede ser más o menos “ambiguo”. 15 16 Ibid. Es casi imposible llegar a una comprensión literal del texto. los intereses políticos en juego. Santa Fé. 25 17 Por eso es que en lo penal se desarrolla la teoría del iter criminis y las circunstancias atenuantes. Allí se centra la utilidad que la hermenéutica tiene para 16 él. 7 . Rubinal Culzoni. otro sentido oculto o 15 innúmeros sentidos…” en cualquiera de las dos circunstancias se precisa la interpretación. “El logos del lenguaje requiere por lo menos de un nombre y un verbo. Pág. jurisprudencia. Siglo XXI. los intereses de los grupos sociales involucrados. oscuros o contradictorios. Y el texto en el derecho es. El contexto interpretativo El contexto interpretativo es un campo complejo del conocimiento y es extremadamente cambiante según el caso y el momento histórico.El objeto de interpretación Se habla de texto aunque esta palabra se usa en sentido lato. agravantes. Tómese por ejemplo el fallo de la Corte de Constitucionalidad que permitió la participación como candidato a la Presidencia de Efraín Ríos Montt. M. 2006. P. En términos generales está compuesto por los intereses de los litigantes (que pueden ser más o menos fuertes). Argentina. Pág. El juez debe tener cabal conciencia de su contexto y cómo el mismo afecta su libertad interpretativa. El contexto y su dificultad se combinan con la personalidad del intérprete para obtener diferentes tipos de interpretación a partir de los mismos grupos de hechos y normas. Pág. añadida por Ricoeur. 13 14 Ibid. el conjunto de normas jurídicas. los textos son lenguaje y el lenguaje construye discursos.” Los textos dan paso al Logos (palabra + oración=discurso). la violencia y otra serie de factores menos frecuentes. Si este se ve comprometido debería abstenerse de conocer. Teoría de la interpretación: Discurso y excedente de sentido.15 15 BEOUCHOT. además de su sentido literal.” El discurso y sus elementos encierran una pretensión de “verdad” y un riesgo de “error” por ello cuando sometemos a interpretación el texto buscamos encontrar la primera y escapar del segundo. 2008. Por consiguiente aún los textos sencillos y aparentemente claros eventualmente pueden ser objeto de interpretación y con más razón los textos ambiguos. “todos los textos en definitiva pueden encerrar.

a los elementos de la hermenéutica. entrar en un proceso de interpretación muy particular del interprete y que le nos permite una comprensión más profunda del texto sin que el contexto interpretativo dañe o afecte demasiado la búsqueda de la mejor interpretación posible. la cual tiene una naturaleza procedimental o metodológica. Una reconstrucción normativa de los argumentos de apelación a lo razonable en la justificación de las decisiones judiciales. explica por qué no es una experiencia solamente subjetiva sino también sociológica pues el intérprete recibe los estímulos y condicionantes de su contexto interpretativo y él mismo. R. T. Ese entrar en el mundo. los medios de comunicación. & SANTIBÁÑEZ YAÑEZ. las ONGs. por supuesto. es una toma de posición filosófica en el mundo para poder. E. Por ello “en las argumentaciones jurídicas legales lo razonable tiene un papel importante. los organismos internacionales y poco a poco a la población. actos y hechos jurídicos. El caso concreto se encuentra. Y cada vez más los políticos. los periodistas y actores de la sociedad civil.) Teoría de la argumentación: a 50 años de Pereleman y Toulmin. El intérprete tiene una variedad limitada: el abogado litigante. es un producto de su tiempo y su historia. desde esa posición. el juez. el jurista y. 18 FETERIS. ed.La hermenéutica jurídica Como vemos la hermenéutica es más que la simple interpretación. tradicionalmente. del acto y del hecho jurídico. debe poner mayor énfasis en adoptar una hermenéutica definida y no actuar al vaivén de las olas políticas o procesales. doctrina. las embajadas. 89 8 . C. 2010. Actualmente se ha ampliado a los partidos políticos. principios del Derecho. era el proceso judicial. jurisprudencia. Los jueces suelen apelar a la razonabilidad de los <casos difíciles> en los cuales existe una tensión entre la exigencia formal de la justicia de tratar casos similares de manera similar y la exigencia de equidad (o justicia sustancial) de hacer 18 justicia de acuerdo con las particularidades del caso concreto. en cada caso particular. Buenos Aires: Biblos. dependiendo su “impacto social” y su naturaleza de “caso difícil”. con todo y su individualidad. Identificar. ahora del texto. Por ende estamos ante un contexto jurídico politizado y vuelto producto mediático. El texto jurídico está compuesto por normas jurídicas. los estudios académicos y otros textos (en el sentido aquí usado) Y el contexto. Pág. 1a. In: MARAFIOTI. la especial combinación de intérprete-objeto de interpretacióncontexto interpretativo es la principal tarea de la hermenéutica para luego dar paso a las herramientas más pertinentes para realizar la tarea interpretativa. desde el Derecho.” Llegamos al punto de precisar. evidencias y pruebas. Pero ahora también las declaraciones políticas. más o menos inmerso en todos esos elementos complejos y el juez debe tener clara conciencia de los mismos. es decir. (eds.

Los segundos. R. 1a. México DF. Madrid: Arco Libros. Pág. Pág. Está en ese sentido codificado y el lector debe decodificarlo buscando acercarse a su sentido más próximo al querido por el emisor. y el punto de vista jurídico es aquel que refiere a la determinación racional y justa de la regla que definirá y guiará a una conducta en tanto obligatoria. con conductas justas en tanto le dan. abierto a los materiales que aporta la realidad. Buenos Aires. la sociología y la economía pues el texto solo tiene sentido “en el mundo” y sus efectos serán “sobre el mundo”. de una realidad jurídica. Teoría de la interpretación: Discurso y excedente de sentido. Ahora bien querer encontrar el sentido preciso que el autor del texto jurídico tuvo es equívoco e imposible. No tiene sentido por sí mismo ni intencionalidad. Por su lado el código es atemporal. con relación a esa realidad jurídica concreta.” La realidad jurídica se puede presentar en dos modalidades atendiendo al grado de correspondencia entre actos-hechos jurídicos y materiales jurídicos aplicables: 1) casos sencillos y 2) casos difíciles. Por eso la demanda de buscar “el espíritu de la ley” o la “voluntad del legislador”. es decir con sus propias herramientas. La interpretación no se puede dar en la torre de marfil del lenguaje académico ya que tal como señaló LUHMANN el Derecho es. (ed. como sistema. a otro de lo que le corresponde. pero señalar que no importa para nada el sentido querido por el 19 DWORKIN.. pero también a la historia. no se modifica en el tiempo. es un acontecimiento temporal con un significado histórico y es mediado por el código que permite su transmisión. R. P. El mensaje es intencional. In: DOMÍNGUEZ CAPARRÓS. 17 9 . Siglo XXI. En el proceso de decodificar el sentido del mensaje se acude a la gramática. también pero aportando otras herramientas diferentes Adicionalmente es reconocido que si el problema es de naturaleza constitucional requerirá unas herramientas más especializadas para poder hacer la interpretación. LexisNexis-Abeledo Perrot. “La realidad jurídica de la que estamos hablando es aquella que tiene que ver con derechos o deberes. pero al proceder a su procesamiento operará de manera cerrada. por lo general.) Hermenéutica. 15 21 RICOEUR. 2006. La interpretación jurídica busca aportar herramientas para responder esas preguntas en el contexto de un problema jurídico. El derecho como interpretación. Interpretación constitucional. actuado) tiene dos dimensiones que no operan necesariamente en conjunto: 1) El mensaje y 2) el código. 2004. L. o no lo privan. ed. pueden ser resueltos mediante las reglas de interpretación de la Ley del Organismo Judicial. El texto (hablado. Pág. escrito. Es decir no puede ser operativa y discursivamente cerrado y no puede ser abierto en ambos sentidos si quiere seguir siendo Derecho. quiere decir algo y nada más. especialmente el 21 escrito. la política. J. la semiótica y la semántica. 1997. prohibida o 20 permitida. 206 20 VIGO.La interpretación jurídica Ya posicionados hermenéuticamente (ver supra) y puestos ante un caso concreto surge algunas interrogantes importantes: ¿Qué materiales jurídicos son admisibles en el caso? ¿Qué sentido debe darse a los enunciados legales? ¿Qué quiso decir exactamente el autor? ¿Podemos o no podemos llegar a saber qué es lo que hace 19 que sean verdaderos o falsos?. El primer tipo de casos.

Fondo de Cultura Económica. Pág. acríticamente. los juristas 23 han generado una serie de paradigmas o modelos científicos que combinan de manera diferentes las perspectivas hermenéuticas (relación de intérprete-objetocontexto) con las herramientas más apropiadas a cada paradigma. Editorial Jurídica Salvadoreña. T. por tiempo y espacio. Pág. En este paradigma los únicos materiales admisibles. Algunos paradigmas de la interpretación jurídico-judicial Siguiendo a VIGO. solo del texto de la ley. también es una acción política en la cual se defiende el statu quo o se promueve su reforma por medio del derecho.” Estas conjeturas o interpretaciones más probables son lo que en otro lugar de este texto denominé analogados principal y secundarios. 4.” Es decir que el contexto lo es todo y en ese contexto el juez es la figura estelar porque es el verdadero creador del derecho en cada caso concreto. Interpretación constitucional. No hay posibilidad de neutralidad u objetividad posible pues tales argumentos solo son coberturas del estado de cosas. 2. La estructura de las revoluciones científicas. “En otras palabras tenemos que hacer conjeturas sobre el sentido del texto porque las intenciones del autor están más 22 allá de nuestro alcance. los siguientes paradigmas : 1. es decir no hay contexto interpretativo. los materiales que la realidad aporta por sobre el derecho. cuáles son las relaciones de poder y las relaciones económicas subyacentes en el problema jurídico. 1a. 3. LexisNexis-Abeledo Perrot. 2004. analítico y prudencial retórico. Pág. al todo se vale. Político o negativista: Basado en la teoría del conflicto. (eds. Buenos Aires: Biblos. 25 ONFRAY VIVANCO. establece que la interpretación debe preguntarse. Por lo tanto el método es libre y realista un poco en la línea del common law. principalmente. a lo largo de la historia. la solución para el caso concreto. Para cumplir con la meta de interpretar el Derecho. L. El Salvador. 27 VIGO. Irracionalista o arracionalista: Surge en oposición al modelo anterior y “reconoce que sobre la decisión judicial operan inevitablemente un sinnúmero de factores extrarracionales que la tornan incontrolable en términos de objetividad y 28 racionalidad.) Teoría de la argumentación: a 50 años de Pereleman y Toulmin. Del Espíritu de las Leyes. los paradigmas hermenéutico (además porque considero que cualquier paradigma tiene una base hermenéutica). R. 165 26 MONTESQUIEU 2002. 2010. San Salvador. 208 10 . A. omnipresente y omnipotente y ha previsto anticipadamente todos los casos por lo que el juez solo tiene que aplicar el 27 silogismo formal para solventar la situación . & SANTIBÁÑEZ YAÑEZ. El legislador es una voz permanente. Aquí ya no importa el legislador y el sistema admite. Buenos Aires. Hercúleo: Basado en la teoría de DWORKIN elaborada para rechazar tanto el positivismo y el utilitarismo y propone un modelo de un “juez filósofo que llama 22 23 24 Ibid. entre otros. R. México DF. han existido. ed. 2007. C. Pág. In: MARAFIOTI. Montesquieu señaló que los jueces debía ser 26 solamente “la boca que pronuncia las palabras de la ley” Por lo tanto el juez debe operar sometido a las exigencias de la razón teórica deduciendo. el juez es el único aplicador del Derecho y su objeto es el texto de la ley. Por lo que el acto de interpretar ya no es solo un ejercicio hermenéutico. aparte de la ley. son los hechos concretos del caso. por sobre todas las cosas. Reflexiones en torno a la lógica jurídica y la decisión judicial a la luz de la neorretórica. 205 28 Ibid. Dogmático-racionalista: Es el primer modelo que existió y nace fundado en la 25 desconfianza por la libertad interpretativa del juez y el deseo de una supremacía del legislador. 87 Para una explicación de qué es exactamente un paradigma consúltese: KUHN. 24 No se abordan todos los tratados por el jurista argentino y se dejan fuera.autor es abrir la puerta a la anarquía.

“El jurista no está para encontrar la verdad. 215 32 Para un tratamiento más clásico del tema consulte: PACHECO G.” Como vemos parte de una hermenéutica parcialmente unívoca pero que admite el 30 contexto y otros materiales de la realidad.a. 1990. Lima. una teórico-metodológica y una eminentemente empírica. Algunas herramientas para la interpretación32 De sobra sabemos que “las Normas Jurídicas en las que el Derecho vigente se encuentra plasmado se expresan mediante el lenguaje. LexisNexis-Abeledo Perrot. 2004. Los hechos. instituciones y precedentes que 29 constituyen el derecho y que rige y debe regir en una comunidad. Procedimentalista: Tiene dos variantes. Funcionalista o pragmático: Al interpretar desde este paradigma se parte de considerar al Derecho como una herramienta social adecuada para promover la paz y el equilibrio sociales. s. Dialéctico: Basado en el iusnaturalismo y reconociendo los aportes del procedimentalismo busca que la interpretación identifique en el orden natural la forma en que cada persona debe recibir lo suyo. Casos difíciles y derecho como integración: Estudio sobre la teoría jurídico filosófica de Ronald Dworkin. Buenos Aires. 11 . o dicha norma puede incluso ser reproducción cercana o fiel de una norma extranjera. los valores universales. 57-66. 2000. la interpretación. Editorial Jurídica de Chile. entonces estaremos antes una interpretación adecuada. la sistematicidad y coherencia del derecho. procedimiento y disciplina son sus divisas. puede ser oscuro y/o dudoso. 5. de repente no con exactitud y probablemente hasta ni siquiera cercanamente podría contener la intención que éste tuvo para sancionar la norma que se ha puesto en vigencia. principios. pero éste. con independencia de su moralidad. pesa sobre los jueces la ‘responsabilidad política’ de ‘descubrir la respuesta correcta’ para cada caso a partir de una teoría omnicomprensiva y coherente de la totalidad de normas.. Esto es una renuncia a ser juez en la realidad y una apuesta por la estabilidad laboral. paciencia y perspicacia sobrehumana. pueden ser tan variados y diversos que no se dejan prever total e 33 inequívocamente por las normas jurídicas. o la ley. C. 7.. directrices. Interpretación constitucional. Perú. al prescribir una norma. puede tener un trasfondo doctrinario y/o un sentido técnico. M. Santiago de Chile. Teoría del Derecho. se guía por el libro sin importarle las consecuencias de su trabajo. racionalidad o efectividad. Pág. han prescrito.” 6. Metodológicamente se dice que la interpretación es equivalente a la argumentación y en tanto se sigan los procedimientos que los diferentes teóricos. erudición. L. J. Método. R. Para ello recurre a la dialéctica (no la marxista) sino al diálogo de argumentos opuestos (tesis-antítesis-síntesis) para identificar la interpretación verdadera y para ello se apoyan en la equidad. 33 FRANCO DE LA CUBAS. en cuyo caso es posible que ni el legislador supiera el sentido exacto y cabal de la norma que habría puesto en vigencia. Y. A. Revista Telemática de Filosofía del Derecho. La variante empírica es la más preocupante pues se da cuando el intérprete se desentiende de las demandas de justicia y se atiene al procedimiento. Pág.Hércules en tanto posee una habilidad. 31 VIGO. etc. debe tender a descubrir. es decir la justicia natural y el orden jurídico-social espontáneo. 213 Un excelente ensayo sobre este tema puede ser consultado en: MUÑOZ GONZALEZ. La interpretación de la norma jurídica. Desde este perfil arraigado en el holismo o totalismo pragmático. fortalecer y proteger ese orden. sino para servir con eficacia a la sociedad equilibrando las exigencias de estabilidad con las de progreso y procurar la satisfacción del mayor número de intereses sacrificando el 31 número menor. M. Páginas 378 y ss. a su vez. en fin. puede a primera impresión expresar no precisamente la voluntad del legislador.” 29 30 Ibid.

” No se abordarán aquí los diferentes tipos de intérpretes. ni las reglas y métodos clásicos de interpretación contenidos en la Ley del Organismo Judicial de Guatemala. es decir. métodos de que el intérprete debe valerse en el empeño de conseguir un propósito. G. 35 CABANELLAS. Con espíritu meramente enunciativo se citan algunas herramientas de interpretación que son admitidas por los diferentes autores dentro de los diferentes métodos de interpretación. criterios. dice que “la Interpretación jurídica por excelencia es la que pretende descubrir para sí mismo (comprender) o para los demás (revelar) el verdadero 35 pensamiento del legislador o explicar el sentido de una disposición. 1979. Entender a la Constitución como un sistema. 2. J. tr. finalmente. Argentina. Propiciar la aplicación y consolidación de los valores constitucionales. 6. se requieren medios. Porrúa. Buenos Aires. Asegurar la unidad del ordenamiento jurídico. 3) las herramientas de interpretación –principios. directrices. Según VIGO . Editorial Heliasta. No se abordará aquí la diferencia. 12 . 2004. procedimientos.Para abordar ese problema se tiene la interpretación jurídica. Diccionario de la Lengua Española. 3. etc. De esa cuenta el mundo de la metodología de la interpretación es enormemente complejo y se habla de principios. Interpretación constitucional. Buscar apoyar la máxima funcionalidad del régimen político (de la República) 5. 37 34 REAL ACADEMIA ESPAÑOLA DE LA LENGUA 2001. Por el contrario me interesa más bien algunos elementos que permiten seguir el discurso que he propuesto: posicionarse hermenéuticamente en el mundo para entender y seleccionar algunas herramientas de interpretación para hallar el sentido más racional y justo en el texto aplicado a los casos concretos para. argumentar por qué lo hemos considerado así. entre dichos conceptos. ed. en parte porque es la labor tradicional del juez y en parte porque hay muy buenos libros al respecto. 2) los métodos de interpretación. Madrid: ESPASA. Explicar o declarar el sentido de algo. en su primera entrada señala que interpretación deviene del latín interpretāri y significa: “1. La Interpretación de las Leyes. R. 22. 57 37 VIGO. L. 1979. Tener en cuenta las consecuencias sociales de la interpretación. Diccionario Enciclopédico de Derecho Usual. como acercamiento metodológico al texto objeto de la interpretación tiene varios elementos: 1) los diferentes tipos de intérprete. reglas. estos medios o elementos han sido sistematizados por los autores con diversas fórmulas que dan idea de las diferentes actividades 36 intelectuales aplicadas por la técnica. Diccionario de la Lengua Española. La interpretación. A. Pág. y principalmente el 34 de un texto.y 4) lo que entendemos por interpretación. El DRAE. directivas o normas de interpretación. Buenos Aires. reglas.. si la hay. Para lograr el fin que se persigue en el proceso interpretativo.” CABANELLAS. LexisNexis-Abeledo Perrot. La necesidad de optimizar la fuerza normativa de la Constitución. México DF. 36 NIÑO. 4. las directivas de la interpretación constitucional son: 1.

en condiciones similares. Probablemente uno de los libros más importantes. Los actos públicos se presumen constitucionales en tanto sea posible al menos una interpretación en la cual son compatibles con la Constitución. La Interpretación de las Leyes. 1996. En la interpretación debe prevalecer siempre el sentido teleológico o finalista de la norma. Las palabras deben ser entendidas en su sentido general y común. liberal y práctico. Madrid.F. Cuando la ley prohíbe lo menos. para interpretar. es “Teoría General del Derecho” de 41 CARNELUTTI pues allí aborda en un tratamiento extenso todo lo relativo a los actos y hechos jurídicos justiciables. 7. Porrúa. 13 . con más razón prohíbe lo más. Casos similares. A. 2. 1979. 64 40 Niño no menciona a las personas por lo que la cita aquí no es literal sino que la he modificado por considerar que las personas son más importantes que la ley. 9. 1955. 2. Asegurar la fundamentación-motivación apropiada de las decisiones judiciales. los siguientes aforismos: 1. Instituto de Inverstigaciones Jurídicas de la UNAM. La Constitución debe interpretarse con un criterio amplio. 5. J. España. U. 3. Se debe evitar cualquier interpretación que signifique un daño a las leyes a las personas y se deberá favorecer cualquier interpretación favorable a las leyes y 40 las personas . 6. La interpretación no debe llevar a resultados absurdos. privilegios y poder asignado a los órganos públicos deben ser interpretados con criterio restrictivo. citado por CARMONA apropiadas para la interpretación son: 38 . a menos que resulte evidente que el legislador aportó un sentido técnico. 4. Teoría general del derecho. Pág. Mantener una fidelidad no estática al Poder Constituyente. 6. D. Las excepciones. La interpretación judicial constitucional. Editorial Revista de Derecho Privado. México. F. México DF. señaló que las reglas más 1. J. si bien es cierto no aborda la interpretación misma. La Constitución y demás normas deben interpretarse con un sentido armónico. Se debe tener en cuenta la realidad socio-económica del momento de emisión de la norma pero también la del momento de aplicación para asegurar que la interpretación es socialmente útil. 8. Si el legislador hubiera querido hacer excepción o distinción en la norma la habría hecho y el juez no puede llenar dicha falta mediante interpretación. 3.7. 5.. Pág. NIÑO enseña que modernamente se usan en los tribunales. 4. LINARES QUINTANA. 113 39 NIÑO. 41 CARNELUTTI. especialmente de la Constitución. tácitamente autoriza lo menos. Asegurar una estabilidad relativa de las decisiones interpretativas. deben ser resueltos de manera similar. sus 38 39 CARMONA TINOCO. Si la ley autoriza lo más. especialmente desde la óptica del derecho civil y del derecho penal.

Donde las demandas de equidad son iguales prevalecerá la ley 12. Declarativa: “Esta clase de interpretación es la que asigna a la norma un alcance determinado o delimitado. a la Constitución o al bien común. La equidad sigue a la ley 11. La equidad no permitirá que una ley pueda ser usada para defraudar Alcances de la interpretación Dependiendo la posición hermenéutica del intérprete la interpretación podrá darse de dos maneras generales: 1. La equidad demanda hacer lo que se debe hacer 2. la intención que al aplicar la norma que emitió se produjeran resultados contrarios al fin de la norma. La equidad actúa in personam.consideraciones sobre los hechos y actos jurídicos a la luz del derecho no tienen desperdicio. es también conocida como Interpretación estricta. 7. No faltan quienes creen que la Interpretación declarativa no es otra que la Interpretación gramatical o literal. 14 . La equidad se deleita en hacer justicia total y no a medias 9. Quien acude a la equidad debe venir con las manos limpias 8. Quien busca equidad debe mostrarse equitativo 5. pero en aquélla basta que sólo su alcance sea 42 Las máximas de equidad son los principios que usan las Cortes de Equidad para resolver los casos que se le presenten. Entre equidades iguales la primera en tiempo deberá prevalecer 13. La equidad no puede completar una donación imperfecta 14. limitándose a aplicarla a los supuestos estrictamente comprendidos en ella. La equidad será la regla para evitar la multiplicidad de demandas 10. ni se debe presumir así. Por equidad nadie debe sufrir un daño sin obtener una compensación 3. y se presenta cuando al interpretar el operador jurídico se ciñe a lo que dice la norma. Sin embargo también son útiles en los casos juzgados conforme a derecho para no perder de vista la justicia. La equidad ayuda a aquellos que vigilan sus derechos no a los que son indolentes y los descuidan 6. En este mundo cada vez más globalizado es importante tener presentes algunas de 42 las máximas de equidad que se usan en la interpretación en el sistema del common law: 1. Una regla de interpretación que me parece de suma utilidad es la que establece: Un legislador racional no puede haber tenido nunca. La equidad se deleita en la igualdad 4.

La naturaleza del Derecho y sus problemas. 43 44 FRANCO DE LA CUBAS. justificaciones y convencimientos diferentes a los nuestros. Buenos Aires. C. Modificativa : “Esta Interpretación es la que enrumba el alcance de la norma cuando. (eds. argumentar.a. Una reconstrucción normativa de los argumentos de apelación a lo razonable en la justificación de las decisiones judiciales. en relación a lo que pretendía el legislador. En este caso hay tres partes ante las cuales el juez debe justificar sus interpretaciones: al menos actor y sujeto pasivo y.” Ahora bien si necesitamos justificar. 46 GOLDSCHMIDT. W. por sobre todo. 49 ONFRAY VIVANCO. R. A. Perú. Ibid. C. 48 MARAFIOTI. 89 15 . E. La estrechez o amplitud de la norma solo pueden calificarse en cuanto a su propósito y la medida en que la estrechez o amplitud atenta contra dicho propósito o genera resultados contrarios o inaceptables. o con excesiva amplitud. T. Buenos Aires: Biblos.” 2. 50 FETERIS. 45 FRANCO DE LA CUBAS. 44 b.) Teoría de la argumentación: a 50 años de Pereleman y Toulmin. una vez decidido el caso se “plantea el problema de cómo deben los jueces justificar la manera como ponen en juego su espacio de discrecionalidad en una situación en la cual se apartan del significado literal de una regla general y establecen el significado de la norma para el caso concreto a partir de consideraciones basadas 50 en lo razonable y lo justo. s. Perú. In: MARAFIOTI. cuando se relaciones con prebendas o excepciones o cuando se trate de poderes públicos que puedan poner en riesgo la libertad y derechos de las personas. 1a. R. convencer. La interpretación de la norma jurídica. M. Termino esta sección señalando que estas y otras clasificaciones de herramientas no son más que metodologías que pueden ser coherentes con ciertas posiciones hermenéuticas pero no con otras y que por lo tanto son importantes solo en la medida que se haya dado un paso sólido en la etapa anterior. la sociedad. SA. Extensiva: “Si resulta que la norma en su sentido lingüístico usual se queda a la zaga de la voluntad auténtica de su autor. ésta ha sido expresada con excesiva estrechez. La argumentación jurídica Quiero terminar este pequeño documento con unas consideraciones sobre la 47 argumentación jurídica y para ello me basaré en tres autores: FETERIS . Lima. E.a. 47 FETERIS. 48 49 MARAFIOTI y ONFRAY .” Restrictiva: La interpretación restrictiva se debe dar cuando la interpretación lógica restrinja el significado propio de la expresión usada por la ley. Lima.” a. Pág. La interpretación de la norma jurídica. Es decir. en cuyo caso deberá efectuarse una 45 interpretación restrictiva. s. en cuyo caso deberá efectuarse una interpretación extensiva.Reflexiones en torno a la lógica jurídica y la decisión judicial a la luz de la neorretórica. Ibid. es porque existe la posibilidad de que hayan argumentos. T. & SANTIBÁÑEZ YAÑEZ. 2010. M. hemos procedido a entender el sentido del texto y ahora debemos explicar y convencer a otros de nuestros descubrimientos. hay que 46 ensancharla para que llegue a alcanzar aquél.claro y no necesariamente también su sentido como sí se requiere en esta 43 última. También partiré de considerar que la argumentación es la faceta pragmática o utilitaria de la interpretación en la cual.Chaïm Perelman.Una reconstrucción normativa de los argumentos de apelación a lo razonable en la justificación de las decisiones judiciales. la argumentación jurídica y la nueva retórica. luego de habernos colocado en una posición hermenéutica concreta con relación al texto y al contexto. ed. C. Ibid.

F. & HENKEMANS.” La argumentación es una actividad verbal. S. Gredos. 2006. Saber-demostrar-justificar-fundamentar son los momentos que limitan la argumentación. legal y justa. solo se puede argumentar lo que se ha entendido bien. 16 . Una reconstrucción normativa de los argumentos de apelación a lo razonable en la justificación de las decisiones judiciales. El modelo de motivación basado en el criterio de razonabilidad En este punto he adaptado el modelo de FETERIS. Biblos. ya que señalamos las razones y fundamentos que nos han llevado a las conclusiones y decisiones que argumentamos y b) normativa. R. se lo debe a la justicia. quien originalmente lo consideró únicamente para los casos en que un juez debe argumentar que “la aplicación estricta de una norma en el caso concreto sería inaceptable. In: MARAFIOTI. GROOTENDORST. 1a. entre dos actores que tienen posiciones diferentes con respecto a la misma proposición. E. 51 VAN EEMEREN. Veamos ahora un modelo de argumentación desde lo razonable que permite al juez cumplir con su obligación de motivar apropiadamente una sentencia. C. En el caso de la sentencia el dicente es el juez y sus argumentos solo pueden ser atacados por otros argumentos revestidos del ropaje de las impugnaciones. R. 53 El mejor libro para abordar en detalle estos temas es: PERELMAN. 2006. además. (eds. Como consecuencia de ello. Dado lo anterior la argumentación tiene unos límites muy precisos. pues ella contiene la legitimación que permite a la decisión ser. social y racional que apunta a convencer a un crítico razonable de la aceptabilidad de un punto de vista adelantando una constelación de una o más proposiciones para justificar este 52 punto de vistas. Ahora bien. Lo “sabido” por su parte. T. Pág.. Tratado de la argumentación: La nueva retórica. para añadir el caso de la aplicación estricta de la norma que igualmente debe ser razonable y justa. Por ello el juez debe motivas/argumentar plenamente sus decisiones. 92 y ss. F. es producto de la hermenéutica y la interpretación. En un tercer momento se debe justificar lo expresado. explícita o (como en el caso del monólogo) implícita. es estudiada como una parte de una discusión. Buenos Aires: Biblos. 15 52 Ibid. & SANTIBÁÑEZ YAÑEZ. Luego se debe demostrar y decir lo que se “sabe”. de tal cuenta que usualmente es al menos debatible con lo que se da nacimiento al diálogo y aún al debate argumentativo. Madrid. La argumentación jurídica. Sobre él recae la carga de la prueba de que ha hecho una interpretación y adjudicación racional. a las partes y a la sociedad. C. Argumentación. Primero se debe “saber” aquello que se va a decir. para finalizar fundamentando lo 53 expresado. Cada parte de la argumentación tiene como objetivo concluir la diferencia 51 convenciendo al otro de la aceptabilidad de cierto punto de vista. Pág.Así la argumentación “es concebida primariamente como destinada a resolver una diferencia de opinión por medios verbales. 2010.) Teoría de la argumentación: a 50 años de Pereleman y Toulmin. ed. 54 FETERIS. obligatoria por su razonabilidad y por sus consecuencias. tiene una doble dimensión cuando la ubicamos en la posición de la motivación de las sentencias: a) descriptiva. lo que se ha interpretado plenamente. porque sería incompatible con lo 54 razonable y lo justo” . El propósito es convencer al público lo que nos permite cerrar el círculo con los actores de la argumentación. Buenos Aires. además de legal.

La elección de un estilo de motivación/argumentación de las sentencias. los jueces tienen libertad de buscar. (i) Justificación: La aplicación de la norma A en su sentido A es compatible con las circunstancias fácticas probadas en el caso (intereses de las partes. 55 Ibid. y b) entiendo que usar un procedimiento metodológico siempre significa un proceso de aprendizaje duro al inicio. Cada uno de los dos contendientes sostiene posiciones diferentes y demandan a su vez la interpretación estricta o la interpretación modificada. b. por el contrario debe ser aplicada en el sentido modificado Ai. El juez deberá tratar ambas posibilidades como hipótesis ante la pregunta ¿Cuál de las dos interpretaciones es más razonable y justa? Y para el efecto deberá correr dos análisis diferentes y complementarios argumentando en cada nivel (demostrando-justificando-fundamentando) Argumentación de la hipótesis de interpretación estricta o de interpretación enmendada (1) Argumento Central: La aplicación de la norma A en su sentido A al caso concreto (enumeración de los hechos y pruebas). que por demás es muy lógico y sencillo. no obstante está comprobado que una vez dominado.” Hay dos aclaraciones con las que es preciso cerrar esta sección: a) este modelo no es el único y no tiene por qué ser el mejor. Fundamentación: a. es razonable y justa porque produce los siguientes resultados aceptables: 1. en cumplimiento del mandato de independencia judicial. contribuye a mejorar el desempeño y calidad de lo que se haga con dicho método. permite una “reconstrucción de la carga de la prueba de un juez que utiliza un argumento basado en lo razonable (y) clarifica sus obligaciones argumentativas. Muestra las condiciones para que un juez esté a la altura de su obligación formal de dar pruebas desde una 55 perspectiva argumentativa. La aplicación de la norma A en el sentido A es compatible con los fines y valores que la norma tiende a realizar.El caso es el siguiente: Un juez al resolver un caso concreto debe decidir si debe aplicar la norma jurídica A en el sentido literal A. cualquier método. interés social) 1. solo ha sido citado para demostrar la continuidad de pensamiento y método que hay entre hermenéutica y argumentación. es razonable y justa. 3. La aplicación de la norma A en el sentido A es compatible con los precedentes judiciales y constitucionales (jurisprudencia). (2) Conclusión (adjudicación) Como vemos este modelo. Pág. La aplicación de la norma A en el sentido A es compatible con los principios de derecho subyacentes en el caso. 2. o. Los resultados de dicha elección nos competen a todos. (a) Demostración: La aplicación de la norma A en su sentido A. experimentar y elegir los métodos más apropiados para su misión. c. 95 17 . recae exclusivamente en cada juez particular.

México DF. Herder. etc. o como 56 señalaría LUHMANN . directrices. un sistema autopoiético que se expresa por medio del discurso jurídico. Estructurada mediante argumentación retórica No estructurada 56 LUHMANN. consciente o inconscientemente. 2005. 18 . es decir: argumentar/motivar su interpretación. El derecho de la sociedad. Entendido como sistema trato de explicar la enorme importancia de la posición hermenéutica que el intérprete adopta. N. Nivel de pensamiento Elección Hermenéutica Interpretación Argumentación Propósito Posicionarse en el mundo frente al objeto de interpretación teniendo clara conciencia del contexto interpretativo. Desentrañar el sentido del texto por medio de los diferentes métodos. principios. reglas. Justificar y fundamentar racionalmente los argumentos derivados de la interpretación para “probar” la racionalidad de la decisión tomada. frente el objeto de su interpretación lo cual condiciona qué herramientas puede o no usar en la interpretación y como dichas herramientas a su vez inciden de manera directa en cómo el intérprete puede justificar su interpretación y aportar los fundamentos más apropiados para tal justificación. Posibilidades · · · Hermenéuticas unívocas Hermenéuticas analógicas Hermenéuticas equívocas · · · · Por métodos Por principios Por reglas Mixtos · · · Estructurada mediante silogismo formal.Resumen gráfico Para concluir quiero recordar las ideas de las cuales partí para abordar estos temas: El sistema de aplicación del Derecho es un sistema de pensamiento.

Diccionario de la Lengua Española. & SANTIBÁÑEZ YAÑEZ. In: MARAFIOTI. Revista Telemática de Filosofía del Derecho. Santiago de Chile. La estructura de las revoluciones científicas. San Salvador.F. Hermenéutica analógica y derecho. Rubinzal Culzoni. 2007b. Siglo XXI. MONTESQUIEU 2002. Diccionario de la Lengua Española. . NIÑO. PERELMAN. 2008. 2000. El imperio de la justicia. R. A. 1997. LUHMANN. C. 1a. (ed. Verdad y método. Teoría de la interpretación: Discurso y excedente de sentido. J. Buenos Aires. Santa Fé. España. & HENKEMANS. ed. 1a. Interpretación constitucional. Editorial Gedisa. México DF. BEUCHOT PUENTE. Hermenéutica analógica y derecho. GOLDSCHMIDT. 1a. Perú. Realismo Sociológico y Iusnaturalismo. SPAEMANN. M. LexisNexis-Abeledo Perrot. GROOTENDORST. Porrúa. Casos difíciles y derecho como integración: Estudio sobre la teoría jurídico filosófica de Ronald Dworkin. El Salvador. D. H. GADAMER. Gredos. FETERIS. CARNELUTTI. Argentina. 2006. FRANCO DE LA CUBAS.. ed. 2000. 2010. 2008. & SANTIBÁÑEZ YAÑEZ. KUHN. & SANTIBÁÑEZ YAÑEZ. Verdad y método II. RICOEUR. Lima. México DF. REAL ACADEMIA ESPAÑOLA DE LA LENGUA 2001. 2005. C.-G. México DF. 2007a. España. U. México. Buenos Aires: Biblos. Instituto de Inverstigaciones Jurídicas de la UNAM. F. EUNSA. T. H.-G. Salamanca. 19 .. Argentina. 2004. CABANELLAS. Del Espíritu de las Leyes. F. 1955. A.) Teoría de la argumentación: a 50 años de Pereleman y Toulmin. DWORKIN. C. M. Buenos Aires. P. México DF. Buenos Aires. El derecho de la sociedad. s. Argumentación. GADAMER. Fondo de Cultura Económica. VIGO. La interpretación de la norma jurídica. Sígueme. (eds. ed. In: MARAFIOTI. (eds. Pamplona. R. España. VAN EEMEREN. Biblos. Tratado de la argumentación: La nueva retórica. A. Positivismo Jurídico. Herder. T. Argentina. J. R. Buenos Aires: Biblos. Madrid. Una reconstrucción normativa de los argumentos de apelación a lo razonable en la justificación de las decisiones judiciales. El derecho como interpretación. Teoría del Derecho. Editorial Heliasta. Buenos Aires.a. E. 1996. Barcelona. ONFRAY VIVANCO. Editorial Revista de Derecho Privado. 2008. 2010. R. R. C. Madrid: ESPASA. Personas: Acerca de la distinción entre <<algo>> y <<alguien>>. R. CARMONA TINOCO. la argumentación jurídica y la nueva retórica. (eds. R. 2010. Buenos Aires: Biblos. Teoría general del derecho. MUÑOZ GONZALEZ. 2007. Editorial Ariel Derecho. 1979. DWORKIN. L. 2006.) Teoría de la argumentación: a 50 años de Pereleman y Toulmin. MARAFIOTI. La Interpretación de las Leyes. Reflexiones en torno a la lógica jurídica y la decisión judicial a la luz de la neorretórica. 57-66. J. R. México DF. ed. G.. In: MARAFIOTI. Rubinal Culzoni. La interpretación judicial constitucional. Madrid. R. M. R. F. In: DOMÍNGUEZ CAPARRÓS. N.) Teoría de la argumentación: a 50 años de Pereleman y Toulmin. Madrid: Arco Libros. 22. C. Ed. 1979. Barcelona.Bibliografía BEOUCHOT. Chaïm Perelman. W. J. Salamanca. Diccionario Enciclopédico de Derecho Usual. 1990. GARCIA MAYNEZ. S. UNAM.) Hermenéutica. 2006. PACHECO G. Sígueme. SA. M. E. Los derechos en serio. 1977. 1999. Santa Fé. La naturaleza del Derecho y sus problemas. Editorial Jurídica Salvadoreña. Editorial Jurídica de Chile. ed. DWORKIN. 1a..

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful