•Sola Scriptura �������������������������������������������������������������������������������������� 2 ÀÀ Tradición ������������������������������������������������������������������������������������������� 3 ÀÀ Interpretación libre de la Biblia

����������������������������������������������������� 4 ÀÀ ¿Le faltan o le sobran libros a la Biblia? ��������������������������������������� 4 ÀÀ Correcta interpretación de la Biblia ��������������������������������������������� 6 •Dios y Jesús ÀÀ Hijo del “Hombre” ��������������������������������������������������������������������������� 6 ÀÀ Jesús era un ángel �������������������������������������������������������������������������� 7 ÀÀ Divinidad de Jesús �������������������������������������������������������������������������� 7 ÀÀ Santísima Trinidad ���������������������������������������������������������������������� 9 La ÀÀ Descendió a los Infiernos ��������������������������������������������������������������� 9 •La Iglesia, el Papa y las Creencias ÀÀ Pedro el primer Papa�������������������������������������������������������������������� 10 ÀÀ Papa como el Anticristo ����������������������������������������������������������� 11 El ÀÀ Papesa Juana ������������������������������������������������������������������������������� 13 ÀÀ Católica ¿cuándo empezó a llamarse así? ������������������������������ 14 ÀÀ Ser Católico es ser plenamente Cristiano ���������������������������������� 15 ÀÀ Iglesia Santa y Pecadora ������������������������������������������������������������� 15 ÀÀ Iglesia Católica, la gran Ramera del Apocalipsis ���������������� 16 La ÀÀ Fundación de la Iglesia Excomunión����������������������������������������� 19 ÀÀ Purgatorio��������������������������������������������������������������������������������������� 20 •Sacerdotes ÀÀ ¿Por qué sacerdote? �������������������������������������������������������������������� 21 ÀÀ Llamar Padres a los Sacerdotes �������������������������������������������������� 22 ÀÀ Celibato ����������������������������������������������������������������������������������������� 23 •Sola Fides ������������������������������������������������������������������������������������������� 23 •Sacramentos ÀÀ ¿Por qué bautizar a los bebés?��������������������������������������������������� 24 ÀÀ Confesión ��������������������������������������������������������������������������������������� 25 ÀÀ Eucaristía ���������������������������������������������������������������������������������������� 26 •Virgen María ÀÀ ¿Jesús no honró a su madre? ������������������������������������������������������ 28 ÀÀ Virginidad de María ���������������������������������������������������������������������� 29 ÀÀ Hermanos de Jesús ����������������������������������������������������������������������� 29 ÀÀ Vanas Repeticiones ���������������������������������������������������������������������� 30 •Santos, imágenes y símbolos ÀÀ único santo es Jesucristo” ������������������������������������������������������ 31 “Él ÀÀ Tener imágenes es idolatría ��������������������������������������������������������� 31 ÀÀ Jesús es el único mediador ��������������������������������������������������������� 33 ÀÀ Veneración de ángeles y de santos muertos ��������������������������� 34 ÀÀ Genuflexión ���������������������������������������������������������������������������������� 34

����������������������������������������������������������������������������������������� 35 Religiosas���������������������������������������������������������������������������� 35 ÀÀ Cruz �������������������������������������������������������������������������������������������� 35 La ÀÀ Cruz invertida��������������������������������������������������������������������������������� 36 •Otros Temas ÀÀ ¿Sábado o Domingo? ������������������������������������������������������������������ 37 ÀÀ ¿Jehová o Yahveh?���������������������������������������������������������������������� 38 ÀÀ Solo se salvan 144,000 ������������������������������������������������������������������ 39 ÀÀ Pare de sufrir ���������������������������������������������������������������������������������� 40 ÀÀ Alimentos prohibidos ������������������������������������������������������������������� 40 ÀÀ Diezmo ���������������������������������������������������������������������������������������� 41 El ÀÀ “Avivamiento” evangélico ������������������������������������������������������ 43 El ÀÀ Infierno ������������������������������������������������������������������������������������������� 43 ÀÀ Ángel de la Guarda �������������������������������������������������������������������� 43
ÀÀ Fiestas

ÀÀ Reliquias

1

El principio de sola Scriptura, formulado por Lutero significa dos cosas: (a) La Biblia es palabra de Dios y no hay más palabra de Dios que la Biblia. (b) Cada uno ha de interpretarla por sí mismo (libre examen). Negaron la autoridad del Papa y de los obispos para enseñar. Este error causó el desmembramiento de la propia Reforma Protestante en miles de iglesias independientes, cada una con su propia interpretación. El texto más próximo para corroborar esto es 2TimoTeo 3,16, pero en realidad este texto no dice qué límites –o alcances- tiene la expresión “toda Escritura”:¿a qué libros se refiere? ¿Todo libro escrito en el mundo? ¿Son los libros que se contienen en la Biblia actual?; En tal caso, ¿cómo sería, puesto que algunos no estaban todavía escritos al escribir eso San Pablo? El pasaje sólo puede ser entendido como referido a la utilidad de los libros inspirados (en el sentido de toda Escritura inspirada por Dios es útil para…) pero no con intención de delimitar cuál es esa Escritura inspirada. Tanto los católicos como todos los protestantes creen que la Biblia es Palabra de Dios. La diferencia está en que los católicos lo creen porque la Iglesia lo enseña, por otro lado los protestantes creen en ella pero no pueden demostrarlo, lo cual hace que su religión sea un fideísmo (creen sin poder explicar por qué creen); esto demuestra que su principio es falso y todo cuanto edifican sobre ello es también falso. De hecho, usando el mismo principio del protestantismo, se podría concluir que también son Palabra de Dios el Corán, los libros Vedas, o cualquier escrito que hable de Dios� Lutero aceptó esto en su Comentario Sobre Juan “Estamos obligados de admitir a los Papistas que ellos tienen la Palabra de Dios, que la hemos recibido de ellos, y que sin ellos no tendríamos ningún conocimiento de ésta”.

Los versículos que exponen para “demostrar la negatividad de la tradición son maTeo 15,2-6 y marcos 7,1-13 Para esto San Pablo emplea el giro análogo de tradiciones humanas (expresión griega paradosis presbyterôn, tradición de los antiguos o ancianos) en colosenses 2,8 Nuestro Señor llama “vuestras tradiciones”: las de los escribas y fariseos, es decir, a las tradiciones de las escuelas rabínicas, como se deja ver en el templo usado por el mismo Señor , que hace referencia a una interpretación y enseñanza de los fariseos que ponían por encima del cuarto mandamiento de Dios. Importancia de la Tradición en la Biblia: · La Biblia no es toda revelación. Juan 21,25 Juan 20,30 2ªJuan 12 3ª Juan 13,14 No solo la Biblia, sino también las tradiciones apostólicas, es decir las verdades enseñadas oralmente por los Apóstoles y conservadas por la Iglesia es lo que debemos de admitir como regla de fe� 2ª Tesalonicenses 2,15 marcos 16,15 1ªcorinTios 15,3 Jesús ordenó predicar, proclamar, no escribir su Evangelio. Juan 20,21 Filipenses 4,9 maTeo 28,18-20 Juan 16,13-15 lucas 10,16 marcos 16,15 lucas 12,11-12. La traducción protestante de la Biblia de Reina-Valera traduce “instrucciones”, para evitar usar la palabra “tradiciones”, término correcto para traducir la palabra empleada por el apóstol (parédoka-parádoesis) tradiciones que os transmití. ¿Por qué se ha cambiado la Palabra de Dios? La palabra griega para instrucciones es, entre otras, paideia, pero ésta nunca sustituye a la palabra tradición. La palabra griega para definir “tradición” es paradosis. Y el mismo Libro de Concordancias sobre el Nuevo Testamento Griego- Español, compilado por Jorge G. Parker y basado en la revisión de 1960 de la Reina-Valera (editado por la editora protestante “Mundo Hispano”), reconoce en su punto 3268 que la palabra paradosis es la utilizada en el pasaje de 1ªcorinTios 11,1-2� El cambio ha sido hecho voluntariamente, por la incomodidad de esta expresión que recuerda uno de los errores fundamentales del protestantismo.

2

3

En otras versiones protestantes la palabra tradición es cambiada por “doctrina”, pero doctrina se expresa en los términos didascalia, didaje, heterodidaskaleo, los cuales no son empleados en este texto ni tampoco sustituyen o suplen por “tradición”. Luego debemos creer no solamente en Jesucristo, sino también a los Apóstoles enviados por Él y a sus legítimos sucesores hasta el fin del mundo. 2ªpedro 1,20-21 1ªTesalonicenses. 2,15 2ªTimoTeo 1,13; 2,2 2ªTesalonicenses. 3,6

los deuterocanónicos como parte de su canon (libros reconocidos como Palabra de Dios). Por ejemplo, Orígenes, Padre de la Iglesia (+254), afirmó que los cristianos usaban estos libros aunque algunos líderes judíos no los aceptaban oficialmente. La Iglesia establece el Canon de la Biblia Es importante entender que la Iglesia fundada por Cristo precede al Nuevo Testamento. Es la Iglesia la autoridad que establece el canon de la Biblia y su correcta interpretación y no al revés, como creen algunos Protestantes� Cuando en el N.T. habla de las “Escrituras” se refiere al A.T. El nombre de “Nuevo Testamento” no se usó hasta el siglo II. Con el tiempo, un creciente número de libros se presentaban como sagrados y causaban controversia. Entre ellos muchos eran de influencia gnóstica. Por otra parte, algunos, como los seguidores de Marción, rechazaban libros generalmente reconocidos por los Padres. La Iglesia, con la autoridad Apostólica que Cristo le dio, definió la lista (canon) de los Libros Sagrados de la Biblia. Los concilios de la Iglesia Católica - el Concilio de Hipo, en el año 393 A.D. y el Concilio de Cartago, en el año 397 y 419 A.D., ambos en el norte de África - confirmaron el canon Alejandrino (con 46 libros para el Antiguo Testamento) y también fijaron el canon del Nuevo Testamento con 27 libros. La carta del Papa S. Inocencio I en el 405, oficialmente recoge el canon ya fijo de los libros del A.T. y del N.T. El Concilio de Florencia (1442) confirmó una vez más el canon, como lo hizo también el Concilio de Trento. En el 1534, Martín Lutero tradujo la Biblia al alemán. Pero rechazó los últimos siete libros del A.T. porque estos contradecían sus nuevas doctrinas. Por ejemplo, al quitar los libros de Macabeos, le fue mas fácil negar el purgatorio ¡Lutero consideró conveniente optar por el canon de Jamnia que los judíos habían establecido para distanciarse del cristianismo!. Lo prefirió a pesar que le faltaban libros que Jesús, los Apóstoles y la Iglesia desde el principio habían reconocido. Agrupó los libros que quitó de la Biblia bajo el título de “apócrifos”, señalando: “estos son libros que no se tienen por iguales a las Sagradas Escrituras y sin embargo son útiles y buenos para leer”. Lutero no solo eliminó libros del A.T. sino que quiso eliminar algunos del N.T. e hizo cambios en el para adaptarlo a su doctrina.

“Casi en todas sus cartas (las de San Pablo) hay algunas cosas difíciles de entender, las cuales los indoctos e inconstantes tuercen, como también las otras escrituras, para perdición de si mismos.” 2ª pedro, 3, 16 [Por este motivo Jesús explicaba las parábolas a sus discípulos
(cF. marcos 4,34)]

La Biblia según ella advierte, no es fácil de entender (en ella dice que les sea predicado y explicado lo que ella contiene. Es lo que hace Jesús con los discípulos de Emaús (cF. lucas 24,13 y ss). Más aún, en este episodio Jesús critica a sus discípulos por no entender lo que dicen las Escrituras: ¡Oh, insensatos y tardos de corazón para creer todo lo que dijeron los profetas! (lucas 24,25). O sea, que los discípulos, habiendo leído (u oído en la Sinagoga) la Palabra de Dios, no les había bastado con su sola interpretación para entender la verdad.), Hay en ella lugares de difícil interpretación. Luego, no puede ser, ella sola, regla suprema de fe. HecHos. 8,31 2ª pedro 1,20

Uso de los Libros Deuterocanónicos El canon de Alejandrino, con los siete libros deuterocanónicos, era el más usado por los judíos en la era Apostólica. Este canon es el utilizado por Cristo y los escritores del Nuevo Testamento. 300 de las 350 referencias al Antiguo Testamento que se hacen en el Nuevo Testamento son tomadas de la versión alejandrina. Por eso no hay duda de que la Iglesia apostólica del primer siglo aceptó

4

5

Es interesante notar que la Biblia Gutenberg, la primera Biblia impresa, es la Biblia latina (Vulgata), que contenía los 46 libros del canon alejandrino. El reformador español, Casiodoro de Reina, respetó el canon católico de la Biblia en su traducción, la cual es considerada una joya de literatura. Pero luego Cipriano de Valera quitó los deuterocanónicos en su versión conocida como Reina-Valera.

1ªTesalonicenses 4,16 Este es uno de los textos que con mayor frecuencia se usan erróneamente para afirmar que Cristo es un arcángel. Sin embargo, si Cristo fuera un arcángel, la expresión “por la voz de un arcángel” sería una aclaración innecesaria en este caso. Es obvio que, como todos los reyes, el Rey de Reyes no hará uso de su propia voz para iniciar esta acción histórica, sino que la delegará en un heraldo angelical de alto rango, un arcángel, como corresponde a la dignidad de un rey. Hebreos 1,5-13: Una contundente respuesta a la antigua herejía que declara que Jesús es meramente un ángel. San Pablo enfrenta el asunto directamente y demuestra el error de esta creencia. daniel 10,13: Vemos como Miguel es uno entre muchos príncipes celestiales. Eso contradice lo que claramente se expresa en el primer capítulo del Evangelio de Juan, donde se enseña que Cristo es singularmente especial y único, la “Palabra de Dios” por medio de quien toda la creación llegó a existir, incluidos todos los miembros de los ejércitos celestiales. Judas 1,9: Miguel no ejecuta el juicio sino que se lo deja a Dios porque él mismo, como arcángel no está autorizado a juzgar a Satanás por sus acciones. Jesús en cambio fue reconocido por los demonios como el “Santo de Dios” con autoridad absoluta sobre ellos� (cF. marcos 1, 21-28.)

Para entender las Sagradas Escrituras necesitamos la Iglesia y un corazón abierto: lucas 24,27 HecHos 17,2 2ª pedro 1,20 Mucho leían las Escrituras pero no las entendían ni aceptaban a Jesús porque sus corazones permanecían cerrados: Juan 5,39-40 maTeo 22,29 HecHos 13,27 Consecuencias de interpretar las Escrituras sin la guía de la Iglesia: 2ª pedro 3,16-17

Jesús dice que él es el Hijo del Hombre, por lo tanto esto quiere decir que es hombre nada más y que su padre fue un hombre. ¿Niega su divinidad? Realmente no, el título “Hijo del hombre” procede del A.T., en concreto del libro del Profeta Daniel, de la visión que tuvo el Profeta (dan 7,13-14) Cuando el Profeta pide la explicación de esta visión, obtiene la respuesta en dan 7, 18. 27� El texto de Daniel, contempla a una persona individual y al pueblo.
Señalemos que lo que se refiere a la persona del Hijo del hombre, se vuelve a encontrar en las palabras del Ángel en la anunciación a María: Reinará... por los siglos y su reino no tendrá fin (lc 1,33).

colosenses 1,15-17: Todos los ángeles y también el mismo Lucifer fueron creados por Dios el Hijo. colosenses 2,18-19� apocalipsis 19,10: Todos hemos sido creados para adorar a Dios. Por lo tanto adoramos a Dios en Jesús. Si Jesús fuera un ángel, estaría prohibido adorarle.

Jesús usa este término para referirse a Sí mismo como Mesías, aunque sus oyentes pensaban que sólo decía que era verdaderamente “hombre”. Jesús decía algo más de lo que algunos de ellos creían entender, aunque estaba al alcance de los letrados que debían identificarlo como Mesías, a quienes principalmente iba dirigida su enseñanza.

Argumentos que los Testigos de Jehová utilizan para negar la divinidad de Jesús: Juan 14,28 Juan 20,17 1ªcorinTios 11,3 Primeramente, Cristo está claramente sujeto al Padre y sin embargo es uno con el Padre. Lo mismo ocurre con un padre y su hijo en la dimensión humana, el padre es en cierta forma “mayor” que su hijo y a

6

7

la vez es igual a él en lo que toca a su naturaleza y substancia, de otro modo no podría ser llamado “hijo”. De esa manera, Jesús es a la vez humano y divino. Ciertamente en su naturaleza humana él es creación y está, por lo tanto, sujeto al Padre. Pero no podemos enfocarnos solamente en su naturaleza humana sin considerar que—en su naturaleza divina—el Hijo es la Segunda Persona de la Trinidad. Tal cosa presentaría una imagen incompleta de Cristo que negaría otras partes de las Escrituras. Además, muchos de los pasajes citados por los que se oponen a la Trinidad, simplemente muestran que Cristo es Hijo de Dios y no que sea inferior. Esto incluye maTeo 3, 17 en el que oímos la voz de Dios diciendo “Este es mi Hijo, el amado, en quien me he complacido.” De hecho, en Juan 5, 18 encontramos que ciertos enemigos de Cristo querían matarlo, no por violar las reglas del sábado sino por querer hacerse igual a Dios, al llamar a Dios su Padre. Juan 1,1-3 Juan describe la relación que existe entre las personas de la Santísima Trinidad. La declaración de que todo fue hecho por la Palabra y sin ella nada fue creado, es en sí misma una prueba de que la Palabra no es creada, ya que tal cosa sería una contradicción lógica, una imposibilidad. Juan 8,58 El gran YO SOY (en griego: EGO IMI, en hebreo YHWH) era considerado el Nombre Sagrado e impronunciable tomado por Dios para darse a conocer a Moisés. Jesús está revelando su naturaleza en términos que aún sus enemigos pueden comprender y que, a los oídos de quienes lo escuchan, justifica la ejecución por blasfemia. Es por eso que algunos entre el público trataron de apedrearlo, al entender claramente que Jesús reclamaba para sí la naturaleza divina. lucas 10,18-20 Cristo es quien imparte estos poderes sobrenaturales a sus discípulos HecHos 7,59 1ªcorinTios 1,23 2ª pedro 1,1 Juan 5,18;10,30-33 Juan 14,6-10; 17,3 Filipenses 2,6-8 maTeo 11,27 apocalipsis 22,13

-

Salmos 68,19 (cf. Efesios 4,8) Joel 3,5 (cf. Romanos 10,13) Isaías 6,10 (cf. Juan 12,40) Isaías 45,23 (cf. Filipenses 2,10-11) Deuteronomio 10-17 (cf. Ap 17,14 y luego Ap 19,16)

Juan 6,44;14,23; 17,3 maTeo 3,16-17 romanos 8,14 HecHos 8014-17 Juan 14,25-26: El Padre envía a Cristo, el Hijo viene en Cristo y el Espíritu Santo enseña e inspira. La divina sabiduría ha condensado en este pasaje las características esenciales de la Trinidad. HecHos 2,3-4: El Espíritu Santo está activo inteligentemente en la inspiración y renovación de la Iglesia y no es simplemente una fuerza o actitud especial, es una persona. Él comenzó a guiarlos supliendo la valentía que les faltó en el Calvario. maTeo 28,18: Es obvio que estas tres Personas que hemos visto claramente definidas en diversos pasajes de la Escritura, tienen un solo nombre que las identifica, de otra manera Cristo debiera haber usado el plural “en los nombres” y no el singular “en el nombre”. El nombre que Cristo vino a revelar a la Iglesia es ese; Padre, Hijo y Espíritu Santo tal como Jesús mismo lo afirma en la oración de Juan 17, 28

Cristo se refiere a Sí mismo con la misma frase que Dios usa para describirse a sí mismo en isaías 41, 4 y 44, 46; apocalipsis 1, 8 y 21, 6� Como evidencia de la divinidad de Jesús, los escritores del N.T. adjudican a Jesús el cumplimiento de varios textos y profecías que normalmente se aplican al Yahveh del A.T. - Salmos 16,8-11 (cf. Hechos 2,25-28)

8

En el Credo de los Apóstoles proclamamos que Cristo “descendió a los infiernos”. ¿Que significa? Este Credo, formulado en el siglo V, se refiere al descenso del alma de Cristo, ya separada del cuerpo por la muerte, al lugar que también se llama “sheol” o “hades”. El Cuarto Concilio Lateranense, en el 1215, definió esta doctrina de Fe. En este caso “infierno” no se refiere al lugar de los condenados sino que es “el lugar de espera de las almas de los justos de la era pre-cristiana” (Ott, p. 191). Entre la multitud de justos allí esperando la salvación, estaba San José, los patriarcas y los profetas, como todos aquellos que murieron en paz con Dios. Todos necesitaban, como nosotros, la salvación de Cristo para poder ir al cielo� Vea en las Sagradas Escrituras:

9

HecHos 2,24; 2,31 pedro 3,19- 20 eF 4,9 Filipenses 2, 10, 1 ap 1,18 Los Padres de la Iglesia que enseñaron esta doctrina incluyen: San Justino, San Ireneo, San Ignacio de Antioquia, Tertuliano, San Hipólito, San Agustín� Santo Tomas Aquino enseña que el propósito de Cristo en descender a los infiernos fue liberar a los justos aplicándoles los frutos de la Redención (S. Th. III, 52, 5).

Jn. 10, 14-16. Vemos como sus ovejas le obedecen, oyen su voz y le siguen y los hermanos. separados de buena intención también oirán su voz y se unirán al verdadero rebaño de CRISTO. Jn. 17, 20-23. Unidad, signo del verdadero rebaño. Unidad esencial en la doctrina a pesar de que muchos no la aceptan ni la viven.

Cristo distinguió desde un principio al apóstol San Pedro entre todos los demás apóstoles. Cuando le encontró por primera vez, le anunció que cambiaría su nombre de Simón por el de Cefas, que significa “roca”: “Tú eres Simón, el hijo de Juan [Jonás]; tú serás llamado Cefas” (Juan 1,42; cF. marcos 3,16) El nombre de Cefas indica claramente el oficio para el cual le ha destinado el Señor. (maTeo 16,18-19)Algunos protestantes ven este pasaje
con la siguiente lógica: la palabra “Petros” (Pedro en griego)significa “piedra pequeña” mientras que la palabra “Petra” significa “piedra grande, por lo tanto la interpretación de “Tú eres Pedro [Petros]” debería ser interpretada como una frase que subraya la insignificancia de Pedro... Pero hay algo que no concuerda en esa afirmación ya que Jesús cuando habló a Pedro, no le habló en griego, sino en arameo y en esa lengua no existe diferencia entre las dos palabras. Las dos se escribe Kêfa, por lo cual Pablo se refiere a menudo a Pedro como Cefas (1ª Cor. 15,5; Gal 2,9) Aún si las palabras petros y petra tuvieran significados diferentes, la lectura protestante de dos “piedras” difrentes no encuadraría en el contexto. Así la segunda declaración a Pedro sería que lo disminuyese, subrayando su insignificancia con el resultado que Jesús estaría diciendo: “Bendito eres tú, Simón, hijo de Jonás! Tú eres una piedrita insignificante. Aquí están las llaves del reino”. Tal serie de incongruencias hubieran sido inexplicables. (Para ver más acerca de este tema Cf: http://jovenesconxto.com/pedro)

según el tiempo de la elección, Andrés precedía a Pedro, el hecho aparecer Pedro en primer lugar indica su oficio de primado. Pedro, juntamente con Santiago y Juan, pudo ser testigo de la resurrección de la hija de Jairo (marcos 5,37), de la transfiguración (maTeo 17,1-2) y de la agonía del Huerto (maTeo 26, 37). El Señor predica a la multitud desde la barca de Pedro (lucasc 5,3), le exhorta a que, después de su propia conversión, corrobore en la fe a sus hermanos (lucas 22,31-32) lucas 24,32, 1co 15,5 Después de la resurrección se le aparece a él solo antes que a los demás apóstoles. maTeo 16,17-19 A San Pedro se le prometió el primado después que hubo confesado solemnemente, en Casarea de Filipo, la medianidad de Cristo maTeo 6,24-27: Estas palabras se dirigen inmediata y exclusivamente a Pedro. Ponen ante su vista en tres imágenes la idea del poder supremo de la nueva sociedad que Cristo va a fundar. Pedro dará a esta sociedad la unidad, firmeza inquebrantable que da a una casa el estar asentada sobre roca viva. isaías 22,22, apocalipsis 1,18; 3,7: Pedro ha de ser también el poseedor de las llaves, es decir, el administrador del reino de Dios en la tierra� Juan 21,15-17: En su tercera aparición ante sus discípulos Jesús le pide a Pedro que Apaciente sus Ovejas Textos donde se refleja la importancia de Pedro: marcos 14,37 Juan 20,3-10

10

En todas las menciones de los apóstoles, siempre se cita en primer lugar a Pedro. En maTeo 10,2 se le llama expresamente “el primero” Como,

Versículos que utilizan para decir que el Papa es el Anticristo: daniel 7,9;7,15-28: El capítulo 7 de Daniel tiene esta visión dos partes: la visión de las cuatro bestias, luego la visión del anciano, y luego una interpretación apocalipsis 13,18: De aquí se deduciría que se trata del Papa, pues él es llamado “Vicario del Hijo de Dios”, frase que puesta en latín suena “Vicarius Fili dei”; teniendo en cuenta que los romanos usaban letras como números si se suman las letras que en este título tienen número (La V=5 – a la que había que asimilar la U-; I=1; la C= 100; la L=50; la D=500; las otras no corresponden a números romanos), tendríamos la cifra 666.

11

Nuestra respuesta ante esto es la siguiente: El anciano de Vestiduras blancas y cabello blanco no es el Papa, sino Dios mismo, como lo describen con toda claridad los versículos siguientes� (Daniel 7,13-14, cf.”Hijo del hombre, Jesús se atribuye ese nombre ej. Mt 8,20”) El “Word Biblical Commentary”, que es protestante, en el tomo 30, al hablar de este pasaje dice: “una cantidad de descripciones de dios sobre su trono de fuego rodeado de muchos espectadores coloca esta escena en el cielo”. Por lo tanto si creen que el anciano es el Papa, le están dando un honor exagerado al identificarlo con Dios Padre. Lo que no puede decirse es que esta figura sea el Anticristo. En el texto de Apocalipsis (13,18) exige que la Bestia sea un hombre, no un cargo, y el ser Papa es un cargo que ya han ocupado en la Iglesia 265 personas. En este sentido, sería más razonable y más fácil de identificar si se dijera que la bestia del Apocalipsis es uno de los 18 reyes de Francia que se han llamado Luis, o cualquier otro Luis de este mundo, puesto que también este nombre en latín (Ludovicus), traspasado a números romanos suma 666 (L=50, U=5; D=500; V=5; I=1; C=100; U=5; la S no tiene valor). Y lo mismo vale para la doctora adventista Ellen Gould White, etc. Es decir es algo arbitrario. Además habría que ver por qué San Juan, escribiendo en griego, está pensando en un título en latín y en números latinos. (ap. 5,18) Juan, describe la actuación de esta Bestia. Quien quiera identificar al Papa con el Anticristo, tiene que demostrar en qué sentido se cumplen o se han cumplido o se cumplirán estos horrores en él. Y debería determinar en qué Papa se identifica el Anticristo. ¿En alguno del pasado? ¿En todos? ¿En uno futuro? Dicho de otro modo, ¿lo sabe a ciencia cierta o simplemente aprovecha esta imagen bíblica para insultar al Papado? Si no lo sabe con certeza, ¿se da cuenta de la tremenda gravedad de su acusación? Hacer una acusación de este porte, sabiendo que no es cierto, es una calumnia que hace al calumniador digno imitador de quien Jesucristo dijo que era “mentiroso desde el principio”; si no lo sabe a ciencia cierta y sólo es una conjetura suya, hace un juicio temerario ultrajante tan serio que transgrede gravemente el mandato de Nuestro Señor. mT 7,1-2 Además, el Papa es sucesor de Pedro; si algún sucesor de Pedro fuera el Anticristo –aunque fuese cronológicamente el último de los Papas –, deberíamos ver fracasadas las promesas de Cristo� (cF. Jn 21,15-17; lc 22,31-32; mT 16,18).

(1Jn 2,18-19) Juan siempre estuvo unido a Pedro, y después de la muerte de Pedro (Juan lo sobrevivió unas tres décadas, pues muere hacia el año 1001), siguió unido a sus sucesores; debería haber acusado a alguno de los sucesores de Pedro contemporáneos suyos (los Papas Lino, Cleto y Clemente quien muere hacia el 99; algunos incluso suponen que san Pablo, quien muere poco tiempo después de Pedro, habría sido su primer sucesor). Si éstos no son el anticristo al que se refieren los adversarios del papado, entonces no es el Papado como tal sino algún Papa en particular; en tal caso, ¿cuál de ellos y por qué? Esperamos la interesante respuesta, con los debidos fundamentos para que podamos tomarla en cuenta.

¿Existió una papesa en el siglo IX? La investigadora de la cadena ABC, Diane Sawyer, dice que si. ¿Que fuentes utilizó? Nada menos que Donna Cross y Mary Malone. Cross escribió una novela sobre el mito de la Papesa Juana y no tiene ninguna credibilidad entre historiadores. Malone es una ex religiosa que perdió su fe. 1- La fecha a la que se atribuye el hipotético papado de Juana de por sí anula la teoría de que existió, porque el interregno (tiempo de sede papal vacante) entre León IV y Benedicto III no fue de dos años y medio sino solo de varias semanas: 17 julio del 855 al 29 de Sept. Del mismo año. 2- El supuesto papado femenino habría tenido lugar entre el año 855 y 857, y sin embargo no se menciona hasta 400 años después. Este es otro indicio de su falsedad, dado que si tal escándalo hubiera ocurrido los numerosos enemigos de los papas en la Edad Media lo hubieran utilizado. 3- La leyenda reapareció durante la época de la Reforma, en el siglo XVI, como arma contra el papado. En esa época tomó tanta fuerza que el papa Clemente VIII emitió una declaración negando su autenticidad. 4- Varios historiadores en los siglos XVI y XVII también documentaron la falsedad de la papesa, entre ellos, Florimond de Raemond y David Blondel. 5- La historia reaparece de nuevo a manos de secularistas y anticatólicos que, frustrados por el fracaso de la película El Código Da Vinci, sacan ahora del baúl de la infamia una historia vieja, apócrifa y totalmente desacreditada.

12

13

El adjetivo “católica” referente a la Iglesia aparece en la literatura Cristiana con San Ignacio de Antioquia (discípulo de San Juan), por el año 110 AD (Recordemos que la literatura recoge la tradición oral que le precede). En su carta Ad Smyr (A los Esmirniotas 8:2) dice: “Donde esté el Obispo, esté la muchedumbre así como donde está Jesucristo está la iglesia católica”. Los estudiosos discuten si “católico” en este contexto significa “universal” o “verdadera/auténtica.” La mayoría de los estudiosos favorecen el primer significado, bajo el razonamiento de que así como el Obispo preside la Iglesia local, así mismo Cristo preside la Iglesia universal� San Policarpo, martirizado unos 50 años después de San Ignacio, utiliza la palabra en ambos sentidos: tres veces con el significado de iglesia universal y una vez con el sentido de auténtica. Describe a SanPolicarpo como “Obispo de la Iglesia Católica de Esmirna. “San Pacián de Barcelona, 375 A.D. dijo: “Cristiano es mi nombre, y católico mi apellido. El primero me denomina, mientras que el otro me instituye específicamente. De esta manera he sido identificado y registrado... Cuando somos llamados católicos, es por esta forma, que nuestro pueblo se mantiene alejado de cualquier nombre herético.” -Carta a Sympronian.
1-Se llama “Católica” a la Iglesia fundada por Cristo, para diferenciarla de las iglesias cristianas que no reconocen la primacía del papa. 2-La Fe Católica que nos viene de Cristo por medio de los Apóstoles� 3-Lo que es verdaderamente de la Iglesia, para diferenciarlo de lo que es herético o cismático.

Cristianos son todos los que creen en Jesucristo, verdadero Dios y hombre. Ser cristiano es un don que se recibe en el bautismo impartido con agua en nombre de la Trinidad (cF. mT 28, 20). Cristianos son los católicos, ortodoxos, protestantes y evangélicos y otros que creen en la Trinidad. ¡Somos todos hermanos! Ser católico es creer en la plenitud de la fe cristiana. Hoy hace falta recordarlo porque hay quienes no reconocen a los católicos como cristianos. Quieren apropiarse del título “cristiano” sólo para ellos. Crean así falsamente una mutua exclusión entre ser “cristiano” y ser “católico”. Dicen, por ejemplo: “Yo era católico pero ahora soy cristiano”. Preguntan: “¿Eres cristiano o católico?”. Los católicos debemos cuidarnos de no caer en la trampa. Podemos responder: “Soy cristiano y por eso soy tu hermano en Cristo; soy también católico porque creo en toda la fe cristiana”. Si bien los católicos reconocemos que nuestros hermanos bautizados de otras iglesias son cristianos no por eso renunciamos a nuestra propia identidad cristiana. San Agustín, siglo IV: Los de fuera, lo quieran o no, son hermanos nuestros. Jesús dijo: “El que tiene mis mandamientos y los guarda, ése es el que me ama” Juan 14,21. San Juan: “Si alguien dice: «Yo lo conozco», pero no guarda sus mandatos, ése es un mentiroso y la verdad no está en él.” iªJuan 2,4� Cada cual es responsable del don recibido. Hay cristianos que sin culpa desconocen algunas verdades (eucaristía, confesión, etc.) Pero quien desprecia las doctrinas que conoce se hace culpable. El cristiano debe esforzarse por conocer la doctrina verdadera y completa (ortodoxia) y practicarla (ortopraxis).

Santo Tomás de Aquino desarrolla los diversos elementos de la teología de la catolicidad. La Iglesia es universal en tres sentidos: 1� Se encuentra en todos los lugares (Cf. Rom 1,8), teniendo tres
partes: en la tierra, en el cielo y en el purgatorio. 2. Incluye personas de todos los estados de vida. (Cf. Gal 3,28)

14

3. No tiene límite de tiempo desde Abel hasta la consumación de los siglos.

Se debe distinguir entre la gracia que Dios comunica a su Iglesia y la respuesta del hombre. Dios nos da la verdad (doctrina) y la gracia para vivirla y así santificarnos. Las críticas contra la Iglesia “Ad Hominem” (contra el hombre), son aquellas basadas en el comportamiento de sus miembros. Se refieren a los pecados de los cristianos a través de la historia. Atacar a la Iglesia por esos pecados no tiene lógica porque el pecado no tienen relación alguna con la naturaleza de la Iglesia. Pecamos precisamente cuando violamos las enseñanzas de la Iglesia.

15

Dios nos creó libres para hacer el bien o el mal. Ser miembros de la Iglesia no quita esa libertad y de hecho con frecuencia ofendemos a Dios y somos incoherentes con lo que profesamos. Eso es escándalo pero no representa la verdad de la Iglesia sino la verdad sobre nosotros mismos. Cuando los católicos pecamos no lo hacemos por ser católicos sino mas bien por ser malos católicos, por fallar en nuestro compromiso con Dios y su Iglesia. Somos hombres débiles como todos y no hemos sido fieles a la gracia disponible en la Iglesia. Igual que no todos los soldados son valientes, no todos los cristianos son santos. TODOS, dentro o fuera de la Iglesia, estamos expuestos a las fuerzas del mundo, la carne y el demonio. La diferencia está que en la Iglesia tenemos las armas. La santidad depende de la apertura a la gracia de cada corazón. La Iglesia siempre tendrá pecadores Los que atacan a la Iglesia “ad hominem”, ¿acaso están libres de pecado?. Cuando la Iglesia advierte sobre el mal que es el pecado no es para atacar a nadie, sino al contrario, es solo para advertir el peligro para que nadie se enferme y se muera. Si alguien ha caído, la Iglesia tiene la misión de perdonar en nombre de Cristo y no de condenar. Pero cuando se ataca a la persona se actúa como los fariseos. Ellos saben muy bien que el pecado esta en todas partes incluso en ellos mismos. Juan 8, 7 Jesús advirtió que los escándalos son inevitables. “¡Ay del mundo por los escándalos! Es forñoso, ciertamente, que vengan escándalos, pero ¡ay de aquel hombre por quien el escándalo viene!”(maTeo 18, 7). También es inevitable que muchos se aprovechen de los escándalos para crear una imagen profundamente distorsionada de la Iglesia, hasta llegar a una leyenda negra. Esta es tan frecuentemente repetida que muchos la llegan a tener por historia�

de Dios. Este pueblo es la Iglesia que ya estaba presente tanto en la ciudad de Roma como en muchas otras ciudades el impero. Roma era una ciudad impresionante por sus riquezas y sus desenfrenos� (ap. 17,4). Al ver esta hipótesis, Roma sería la ramera porque “los reyes de la tierra han fornicado con ella” (V. 2). Estos reyes, como Herodes, se prostituían con ella para obtener poder sobre alguna provincia del imperio. Otras referencias también aplican a Roma: “(…) está sentada a la orilla de los grandes ríos” (V.2), alusión a su dominio del mar Mediterráneo, considerado como el principal mar del mundo. Las siete cabezas de la bestia son “siete colinas” (V.9). Roma está asentada sobre siete colinas: Palatino, Capitolino, Quinal, Viminal, Esquilino, Celio y Aventino� Por otro lado San Juan no especifica cuál es la “Gran Ciudad”. Podría también referirse a Jerusalén, ya que, mientras en Occidente “la ciudad de las siete colinas” se refería a Roma, en la cultura oriental a la que pertenece San Juan, Jerusalén era conocida como “la ciudad de las siete colinas”. Estas colinas son: Escopus, Nob, “Monte de la Corrupción” / “Monte d ela Ofensa” / “Monte de la Destrucción” (2 Reyes 23,13), Monte Sión”, “Monte Sión”, “Monte Ofel”, “La Roca” Otros pasajes del Apocalipsis también se refieren a Jerusalén como la Gran Ciudad en forma condenatoria. apocalipsis 11,8 La ciudad donde “también su Señor fue crucificado” no puede ser sino Jerusalén. También la persecución de la Iglesia ocurró bajo la autoridad de Roma. Allí la ramera cometió las mas grandes abominaciones: la crucifixión del Redentor, la destrucción del Templo. San Juan no especificó cual era la ciudad, quizás porque en realidad el mensaje se aplica a las dos ciudades y se puede aplicar también a otras: El mundo lucha contra la Iglesia. Esta sufre pero prevalecerá. Sus mártires y santos son sus frutos. La Iglesia está en oposición a la ramera y sufre martirio en sus manos. El Apocalipsis honra a la Iglesia por su fidelidad al Señor hasta dar su sangre en esta lucha. apocalipsis 17,6 Hay un paralelo con la antigua Babilonia donde los judíos Sadrac, Mesac, Abegnego y Daniel se mantuvieron fieles ante la amenaza del martirio. Ahora es la Iglesia la que sufre en sus mártires. San Juan escribe en el año 95 A.D., cuando Domiciano perseguía ferozmente a la

El tema de la gran ramera aparece en ap17,1-16;19,2-3 San Juan describe la ciudad del mundo, llamándola Gran Ramera, Prostituta Grande (hê pórenê hê magàlê) con rasgos inspirados en las descripciones proféticas de la Babilonia histórica de Tiro. No es difícil encontrar detrás de las palabras del autor del Apocalipsis el eco de Jeremías (cF. 51,7; 51,12-13), isaías (cF. 32,15-17; naH 3,4)� Al escribir esto, en el Apocalipsis, Roma era el poder pagano que oprimía al pueblo

16

17

Iglesia. En el Apocalipsis presenta a la ramera asesina que lucha contra la Iglesia fiel que padece su persecución. Se trata de una oposición entre el mal (la ramera)y el bien (la Iglesia fiel). La “Gran Babilonia” nos recuerda al sufrimiento de Israel en el A.T. Nos encontramos entonces ante un paralelo entre Israel, víctima del poder de Babilonia y la Iglesia, víctima del poder de Roma. Pero hay también diferencias. Mientras Israel, después de la opresión en Babilonia, debe regresar a Jerusalén, la Iglesia, con el poder de Jesucristo, esta destinada a prevalecer sobre Roma (Babilonia) y desde allí ha de propagar el Evangelio por el mundo entero. La Iglesia tiene su sede en Roma pero es “católica”: universal. Es indiscutible que cuando San Juan escribió el Apocalipsis, ya la Iglesia estaba establecida en Roma. 1. San Pedro, cabeza visible de la Iglesia, había escrito: “La iglesia de Babilonia, que ha sido elegida como ustedes, los saluda, lo mismo que mi hijo Marcos.” 1 pedro 5,13) ¿Quién es la que está en Babilonia y saluda? La Iglesia de Roma. 2. San Pablo también había ya escrito su Carta a los Romanos 3. La Iglesia de Roma había ya sido coronada con el martirio de San Pedro y San Pablo. También en Roma habían muerto ya los primeros sucesores de Pedro (Papas: Lino, años 67-76 y Cleto, años 76-88) Por otra parte, el Vaticano, sede de la Iglesia Católica, no ocupa ninguna de las siete colinas de Roma (v.9), ya que se encuentra al occidente del río Tiber, mientras la antigua Roma con sus colinas está al este del río� Quienes interpretan a la ramera como si fuere la Iglesia Católica no tiene el más mínimo fundamento bíblico. Caen en una interpretación arbitraria de Lutero, siglo XVI, para justificar su ruptura con la Iglesia. Es interesante notar que el mismo Lutero rechazó el libro del Apocalipsis: “…A mi parecer [el libro del Apocalipsis] no tiene ningún signo de carácter apostólico o profético… cada quien puede formar su propio juicio acerca de este libro; yo personalmente siento antipatía por él, y eso para mi es razón suficiente para rechazarlo.” (Sammtliche Weke, 63, pp. 169-170). (Cf.ap. 17,9) “Aquí es donde se requiere inteligencia, tener sabiduría”

NomBrE
Luteranos Anabaptista Mennonita Anglicanos Mística orden Rosa Cruz Calvinista Presbiterianos Reformados Congregacionista Bautistas Rosacruces Metodistas Iglesia Unitaria (Unitarian) Episcopalianos Mormones Adventistas Ejércitos de Salvación Testigos de Jehová Científica Cristiano (Christian Scientist) Pentecostales Asamblea de Dios Fraternidad Rosa Cruz Luz del Mundo Congregación Mita Iglesia Gnóstica Iglesia de Unificación (Moon) Meditación Trascendental 1�Iglesia de Cristo 2.Evangélicos 3�Iglesia de Dios 4.Iglesia Apostólica

FUNDADor(A)
Martín Lutero Stork y Munzer Menno Simonds Enrique VIII Harvey Spencer Lewis Juan Calvino John Knox Calvino Roberto Brown John Smith Christian Andreae John Wesley Theophilus Lindley Samuel Seabury José Smith William Miller William Booth Charles Taze Russell Señora Mary Baker Eddy. Charles Parham Hot Springs Max Heindel Aarón Joaquín Flores Juanita García Peraza Arnold Krumm-Heller Sun Myung Moon Maharishi Mahesh Yogui Grupo

LUgAr
Alemania Suiza Suiza Inglaterra U�S�A� Suiza Inglaterra Suiza Inglaterra Inglaterra Holanda Inglaterra Londres U�S�A� U�S�A� U�S�A� Inglaterra U�S�A� U�S�A� U�S�A� U�S�A� Alemania México Puerto Rico Alemania Corea India

FEChA
1517 1525 1525 1534 1534 1536 1560 1564 s. XVI 1609 1610 1739 1774 1785 1830 1860 1865 1879 1879 1914 1914 1919 1926 1940 1949 1954 1958 No hace más de 50 años

U�S�A

18

Si tú eres católico, tu Iglesia la fundóJesús el día de Pentecostés en el año 33. mT.16-18-19; HcH 2 A Jesús no le gustan las divisiones Jn.17,21

19

Los que mueren en gracia y amistad de Dios pero no perfectamente purificados, sufren después de su muerte una purificación, para obtener la completa hermosura de su alma (Catecismo 1030). El texto del 2ªmacabeos 12, 43-46 da por supuesto que existe una purificación después de la muerte. (Judas Macabeo) efectuó entre sus soldados una colecta a fin de que allí se ofreciera un sacrificio por el pecado, pues creían firmemente en una valiosa recompensa para los que mueren en gracia de Dios. Ofreció este sacrificio por los muertos; para que fuesen perdonados de su pecado. Los protestantes no reconocen que este libro es parte de la Biblia ya que Lutero lo quitó de su Biblia precisamente porque él sabía que se refería al purgatorio. Sin embargo el N.T. hace referencia a 2 Macabeos. Por ejemplo, Hebreos 11,35 “Unos fueron torturados, rehusando la liberación por conseguir una resurrección mejor” Los únicos que en el A.T. a quienes se aplica este pasaje es a los mártires macabeos, que fueron torturados por conseguir la resurrección (2ªmac. 7:11, 14, 23, 29, 36). En los pasajes de mT. 12,32 y lc. 12,58-59 Jesús hace referencia a un castigo temporal que no puede ser el infierno ni tampoco el cielo. En 1ªcor 3,12-13 se habla de un fuego que hay después de la muerte, que a diferencia del infierno, es temporal. El alma que por allí pasa se salvará. A ese estado de purgación le llamamos el “purgatorio”. En 1ªcor 15,29 el “bautismo” es utilizado aquí como una metáfora para expresar sufrimiento o penitencia (mc 10,38-39; lc 3,16; 12,50). Pablo escribe sobre una práctica entre los cristianos de “bautizarse” por los difuntos. Él no la condena, si no que la exalta como válida porque demuestra fe en la resurrección. (comparar.1ªcor 15,29 con 2ªmac12,44) “Sacerdote”: un mediador autorizado para ofrecer sacrificios a Dios en reconocimiento de Su dominio supremo y en expiación por los pecados. (Hebreos 5,1) “También ustedes, a manera de piedras vivas, son edificados como una casa espiritual, para ejercer un sacerdocio santo y ofrecer sacrificios espirituales, agradables a Dios por Jesucristo.” (iªpedro 2,5). CAtóLICos
Sumo Sacerdote (Cristo) Único sacerdocio del N.T. Sacerdote Ministerial (Participan del sacerdocio de Cristo como todos los fieles y además reciben el sacramento del orden para servir a los fieles como pastores e impartirles los sacramentos.) Sacerdocio de los fieles (Participan de Cristo por el bautismo, crecen en esa unión por medio de la Eucaristía y otros sacramentos que reciben por medio del sacerdote ministerial)

ProtEstANtEs
Sumo Sacerdote (Cristo) Único sacerdocio del N.T. No tienen sacerdocio ministerial (Tienen pastores que pueden bautizar por no ofrecer el sacrificio de la Santa Misa o impartir los otros sacramentos)

Sacerdocio de los fieles (Participan de Cristo por el bautismo pero no lo reciben en la Eucaristía ni otros sacramentos)

Hebreos 4,14-15: Cristo es Dios y hombre. Como tal es definitivo Profeta y Sacerdote de la Alianza. i pedro 2,4-5 y 2,9; éxodo 19,6; romanos 12,1-2:Sacerdocio de los fieles El sacerdocio ministerial: Los sacerdotes, actuando en la persona de Cristo, ofrecen el sacrificio de la Misa y perdonan los pecados. Cuando el sacerdote ofrece la Misa, es Cristo quien se ofrece; Cuando el sacerdote confiesa es Cristo quien perdona los pecados (cF. Jn 20,22-23). Es Cristo quien actúa por medio de los sacerdotes para comunicar Su propia vida. Los protestantes llaman a sus pastores “ministros” porque no han recibido el sacramento del orden. No participan del sacerdocio ministerial de Cristo y por eso no tienen el poder de ofrecer la Santa Misa (en su lugar, dirigen un “servicio”). Tampoco pueden perdonar pecados en nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo.

20

21

Hebreos 7,11 (cF. 7,14) El sacerdocio del N.T. no es el antiguo sacerdocio levítico. Heb 7,24-27 y 9,24-26: El sacerdote en la Santa Misa NO ofrece nuevos sacrificios . Heb. 5,1-5: El sacerdote es sacerdote en Cristo y no por cuenta propia. (Los Apóstoles fueron los primeros sacerdotes y fueron ordenados por Jesús el Jueves santo cuando les dijo “Esto es mi Cuerpo, que se entrega por ustedes. Hagan esto en memoria mía.” (lucas 22,19) TiTo1,5; i pedro 2,5: Cristo vino sólo no sólo para una generación sino para estar con nosotros hasta el fin del mundo.

y sacerdotes no son padres por cuenta propia sino por delegación divina. Se les pedirá cuenta por esa gran responsabilidad. Jesús advierte contra los abusos de los que están en autoridad, especialmente los obispos y sacerdotes, porque los ama y de ellos depende la salud de las ovejas.

maTeo 19,12: Jesucristo claramente recomendó el celibato como entrega radical al amor por el Reino de los Cielos. 1ªcorinTios 7,32-40: San Pablo era célibe y animaba a seguir esta forma de vida. El Padre Jordi Rivero comenta: “[…]El celibato no se puede entender sin una gracia especial sin la cual sólo se ve aquello a lo que se renuncia. Pero hay mucho más: se renuncia no para quedarse en el vacío sino porque Dios quiere unir nuestro corazón al suyo que es todo amor. Es por Él que renunciamos al deseo natural de tomar esposa y tener una familia propia. Aunque es cierto que el celibato libera para poder dedicarse más al apostolado, esa no es su razón principal. El celibato es ante todo ofrenda a Cristo de un corazón indiviso. Lo hacemos impulsados por un amor loco que se entregó por nosotros en la Cruz. Lo hacemos para ir más allá y vivir sólo para Él y como Él. El celibato es entonces un signo de la vida del cielo donde el amor no es carnal sino pura participación de la vida divina.” maTeo 22,29-30 “Jesús les respondió: «Estáis en un error, por no entender las Escrituras ni el poder de Dios. Pues en la resurrección, ni ellos tomarán mujer ni ellas marido, sino que serán como ángeles en el cielo.” maTeo 19,29 “Y todo aquel que haya dejado casas, hermanos, hermanas, padre, madre, hijos o hacienda por mi nombre, recibirá el ciento por uno y heredará vida eterna.”

“A nadie en el mundo llamen «padre», porque no tienen sino uno, el Padre celestial.” (maTeo 23,9) Para interpretar la Biblia correctamente hay que tomar en cuenta varios factores esenciales: 1�Leer los versículos en su contexto (leer los versículos anteriores y siguientes para comprender bien de que se trata el texto) La verdadera enseñanza de este pasaje es que Dios es nuestro Padre, Guía y maestro principal y que al mismo tiempo por ser todos sus hijos no debemos considerarnos unos mas que los demás. 2�Interpretar a la luz de la Biblia completa En la Biblia San Pedro, San Pablo y San Juan se identifican ellos mismos como padres espirituales, ya que “engendran en Cristo Jesús” por medio del bautismo y la Palabra. 1ªpedro 5,13 1ªcorinTios. 4,15 Filemón 10 1ªJuan 2:1,12,14,18,28; 3,7 TiTo 1,4

La palabra “Padre” es usada comúnmente en la Sagrada Escritura: lucas 16,24 romanos 4,11-12 Filipenses 2,22 3�Entender la Biblia con la ayuda de la tradición Apostólica La Biblia no se puede comprender plenamente fuera de la Tradición Apostólica… La Iglesia desde los primeros siglos ha llamado a sus pastores “padre”. Jesús, en el pasaje discutido (mT 23, 8-11) hace una importante advertencia contra el abuso de la autoridad espiritual (Cf.ez 34). Los obispos

22

Las palabras de Lutero en carta a Melanchton el 1 de agosto de 1521: “Si pide gracia, entonces pida una gracia verdadera y no una falsa; si la gracia existe, entonces debes cometer un pecado real, no ficticio. Dios no salva falsos pecadores. Sé un pecador y peca fuertemente, pero cree más y alégrate en Cristo más fuertemente aún (...) Si estamos aquí [en este mundo] debemos pecar (...) Ningún

23

pecado nos separará del Cordero, ni siquiera fornicando y asesinando millares de veces cada día”. Escribía un convertido: “muchos protestantes acusan a la Iglesia Católica de enseñar un sistema de salvación basado en obras humanas, independientemente de la gracia de Dios. Pero esto no es cierto. La Iglesia enseña la necesidad de las obras, pero también lo enseñan las Escrituras. La Iglesia rechaza la noción de que la salvación se puede alcanzar ‘sólo por las obras’. Nada nos puede salvar, ni la fe ni las obras, sin la gracia de Dios. Las acciones meritorias que llevamos a cabo son obras inspiradas por la gracia de Dios”. En la Biblia dice: sanTiago 1,22-24; 2,14-26 Filipenses 2,12 apocalipsis 14,13;20,12 romanos 2,13 ii corinTios 5-10 1ªJuan 3,18-19 maTeo 7,17-23; 16,27; 19,16-21; 25,31-46

nen uso ni razón. Jesús mismo dice que de ellos es el Reino de los Cielos. ¿Podemos nosotros prohibirle a los niños el bautismo, por el cual se entra en la vida del Reino?. El bautismo es para todos y cada cual se le pide el asentimiento que es capaz de dar según su edad� colosenses 2,11-12: Normalmente los judíos circuncidan sus niños poco después de nacer, antes de que estén formados en la fe. De la misma manera un niño nacido en familia cristiana es bautizado poco después de nacer. Más tarde recibirá la formación en su fe según su edad, podrá cooperar con el don del bautismo que ha recibido y será libre para decidir si acepta o no el don de Cristo. La Sagrada Escritura no nos permite probar con plena certeza, pero sí con suma probabilidad, el hecho del bautismo de los párvulos: 1co 1,16 HecHos16,15.33; 18,8; 11,14 Nos habla repetidas veces del bautismo de una familia entera, debemos entender que allí se encuentran comprendidos también los hijos pequeños o, por lo menos no lo podemos negar. No se encuentra en el NT ningún caso en que los niños sean excluidos del bautismo ni tampoco hay un caso en que los hijos de cristianos sean bautizados más tarde

En la actualidad, algunos cristianos, como los fundamentalistas, no bautizan a los niños antes del uso de razón. Según ellos el bautismo requiere haber tenido una experiencia de conversión y haber “aceptado a Cristo como Señor y Salvador de sus vidas”. El bautismo es un don de Dios por el cual entramos en la vida de la gracia. Es regalo de Dios y no depende de ningún mérito. Cada uno debe responder y prepararse a ese don según sus posibilidades tomando en cuenta su edad y la capacidad. Los padres deben comprometerse a formar a sus niños bautizados en la fe con la ayuda de la gracia. En el bautismo se planta la semilla y después viene el crecimiento. El bautismo de bebés no les quita la libertad ya que más tarde podrán aceptar o rechazar la fe. ¿Qué dice la Biblia de esto? Jn 3,5: Jesús enseñó la necesidad de que todos se bauticen para obtener la salvación, la cual es un don. Él no excluyó a los niños. HecHos 2,39 maTeo 19,14 lucas 18,15-16: “Niños pequeños”, en el texto griego (original) es “brepha”, que significa “infantes”, es decir, niños de brazo que aún no tie-

“Yo no me confieso directamente con Dios, no con un hombre” “Solo Dios puede perdonar los pecados. Nadie tiene que ir a un hombre pecador para ser perdonado. ¡Nos dirigimos directamente a Dios” Nuestra respuesta es la siguiente: Jesucristo tiene el poder de perdonar los pecados y de hecho, en los Evangelios lo hace en repetidas ocasiones. Juan 8 marcos 2,5; 2,10 lucas 7,47; 23,43 A su vez la misma Biblia testimonia que este poder de perdonar los pecados es comunicado a sus apóstoles, y se trata en este caso de un acto absoluto de los pecados en nombre del mismo Dios. Esto hay que tenerlo en cuenta. El mandato de perdonarnos unos a los otros las ofensas es universal� maTeo 6,14-15; 16,19 colosenses 3,13 “Al decirles esto, sopló sobre ellos y añadió ¬«Reciban al Espíritu Santo. Los pecados serán perdonados a los que ustedes se los perdonen, y serán retenidos a los que ustedes se los retengan»”Juan 20,22-23

24

25

“Y todo esto procede de Dios, que nos reconcilió con Él por intermedio de Cristo y nos confió el ministerio de la reconciliación. Porque es Dios el que estaba en Cristo, reconciliando al mundo consigo, no teniendo en cuenta los pecados de los hombre, y confiándonos la palabra de la reconciliación. Nosotros somos, entonces, embajadores de Cristo, y Dios el que exhorta a los hombres por intermedio nuestro. Por eso, les suplicamos en nombre de Cristo: Déjense reconciliar con Dios.” 2ªcorinTios 5,18-20 Los apóstoles, por su parte, al asegurar la continuidad de su ministerio por medio de la ordenación de sus sucesores (obispos y sacerdotes), les confiaron el poder recibido del mismo Cristo. (2Tim 1,6)

Conforme al capítulo 6 del evangelio de San Juan ha habido discusiones de los exegetas, algunos de los cuales (por ejemplo R. Brown) dicen que el discurso en cuestión (Jn 6,35-58) es una yuxtaposición de los discursos distintos (uno que habla de Jesús como Pan de vida: Juan 6:35-50; y otro directamente eucarístico: Jn 6,51-58) y otros que dicen que es solo discurso. Fundamento Bíblico: a.Hay un pan que baja del cielo, que no es el maná, pero que, a quien lo come, le da el poder de llegar al cielo (Juan 6,31-41) b.Ese pan es un ser vivo, no muerto, y Jesús dice que es Él mismo. (Juan 6,35-36) c.Ya en esos tiempos, algunos no creían a sus palabras; o se escandalizaban o dudaban de haber entendido bien (Juan 6,41-42) d.Jesús es pan, o sea, alimento que da vida a quien lo come: quien no lo come o lo come mal, muere eternamente. (Juan 6,47-50) e.Tal vez aluno haya supuesto ya en ese entonces (como hoy muchos protestantes) que ese pan o alimento, que es Jesús, tal vez siquiera significa solamente que debemos recibirlo en el corazón por la fe y por el amor. Él mismo “carnalizará” en este caso sus palabras� (Juan 6,51) f.Mi carne; esa carne que el les mostraba. No estaba diciendo Jesús que su Palabra era carne o alimento del alma, sino que estaba hablando de su carne física, su cuerpo, ese cuerpo que sus oyentes veían delante suyo; lo cual, indudablemente, era difícil de aceptar, como lo atestigua la reacción y discusión de sus interlocutores. (Juan 6,25)

g.Si hubiesen entendido mal, resultaba muy fácil corregir el extravío; si quienes “carnalizaban” o “corporizaban” las palabras de Jesús eran sus oyentes, Él podía corregirlos y suavizar sus expresiones o tratarlos de “duros de corazón” o de “oídos incircuncisos”; podía en todo caso, explicar algo lógicamente escandaloso, espiritualizar, aclarar sus metáforas o sus alegorías[…] Sin embargo, Jesús hará exactamente lo contrario: llevará sus afirmaciones a mayor claridad quitando toda alternativa para ser entendidas “de manera puramente espiritual”. (Juan 6,53) h.¿Terminaron por entender sus oyentes? Ciertamente. Entendieron ya en eses momento lo que los católicos hoy confiesan en su fe. Entendieron pero como no sabían cómo podía hacer Jesús lo que prometía, les pareció una enseñanza muy dura y prefirieron abandonarlo� (Juan 6,60-64) i.Pero sus apóstoles confiaron en sus palabras y las aceptaron sabiendo que, aún sin entenderlas, tienen vida eterna. (Juan 6,67-69) Los relatos de la institución de la Eucaristía los tenemos en los tres evangelios sinópticos. maTeo 26,26-29 marcos 14,22,25 lucas 22,17-20 El sentido de estas palabras es para los católicos “indicativo” y “efectivo” (indican lo que sucede en el momento en que Jesús pronuncia sus palabras: transforma el pan en su cuerpo y el vino en sus sangre); para los protestantes sólo tiene valor metafórico o simbólico. Debemos decir que, desde el punto de vista de la exégesis de estos pasajes, la interpretación protestante no tiene sustento serio� El segundo testimonio es el de San Pablo (en torno al año 56), quien antes de que Juan pusiera por escrito su relato, se hace eco de la tradición eucarística escribiendo a los cristianos de Corinto (1 cor 11,26-29) 1 corinTios 10,16; 11,20-33 Lo que entendieron los primeros cristianos: Jesús Solano, en 1952, escribió dos volúmenes titulados “Textos eucarísticos primitivos”, en donde recoge cerca de dos mil quinientos (2500) trozos de todos los escritores cristianos desde el siglo I al VIII. De la Didajé (hacia el año 60): “En los Domingos del Señor, reuníos y partid el pan y hacer gracias (eujaristésate = hacer la Eucaristía), pero antes confesad vuestros pecados, para que vuestro sacrificio sea puro”1. “Pero que nadie coma ni beba de vuestra Eucaristía, sino los que han sido bautizados en el nombre del Señor, porque de esto dijo el Señor: ‘No deis lo santo a los perros’”

26

27

Ella está presente en casi todos los eventos más importantes de la vida de Jesús: ÀÀ Concepción (lc.1,2;1,26-38) ÀÀ Desarrollo en el vientre ÀÀ Desarrollo fetal de Juan el Bautista (lc. 1,39-45) ÀÀ Nacimiento (lc. 2,6-7) ÀÀ Presentación y entrega a Dios (lc. 2,22-23) ÀÀ Infancia (lc.2,22-51) ÀÀ Confirmación a los 12 años (lc. 2,49) ÀÀ Comienzo de su ministerio público y el primero de sus milagros, que Ella misma promovió (las bodas de caná, Jn. 2,3) ÀÀ Muerte en el Calvario (Jn. 19,26) ÀÀ Nacimiento de la Iglesia en Pentecostés (hECh. 1,14) ¿Cómo podemos decir que tiene un papel menor en la Biblia?

Lógica protestante: “Jesús fue primogénito, por lo tanto después de su nacimiento María tuvo más hijos.” isaías 7,14 maTeo 1,24-25 lucas 2,7 Hebreos 1,6

se llama primogénito a aquel cuyo nacimiento no ha sido precedido de ningún otro, aun cuando no hubiera otros hijos posteriores, como se ve claramente en los primogénitos que, según la ley, eran consagrados al Señor y ofrecidos a los sacerdotes. Por lo tanto se le podía llamar primogénito al unigénito ya que su significado solo era el primer hijo sin importar los demás. (éxodo 13,2; 1crónicas 23,16-17)

Algunos hermanos separados dicen que Jesús no honró a su madre por los textos de maTeo 12,47-48 y lucas 11,27-28 En ambos pasajes Jesús incluye en su familia a todos los que hacen la voluntad del Padre� ÀÀ Jesús no rechaza la honra a su madre. Más bien enseña que todos podemos participar en su dicha si somos fieles como ella, entonces podremos ser incluidos en la familia de Jesús y ser hijos de Dios e hijos de María. ÀÀ razón por la que María merece ser honrada es por su fideliLa dad al recibir la Palabra. Ella cumplió perfectamente la voluntad de Dios viviendo la Abizanda de amor. Por eso Dios pudo hacer maravillas en ella (cF. lucas 1,49) ÀÀ San Lucas afirma que María guardaba la Palabra en su corazón: “María, por su parte guardaba todas estas cosas, y las meditaba en su corazón” (lucas 2,19) (cF.lucas 2:51) Hay que acordarnos que Jesús con frecuencia utiliza un lenguaje difícil de entender para el hombre. “De ahí que María es dichosa también porque escuchó la palabra de Dios y la cumplió; llevó en su seno el cuerpo de Cristo, pero más aún guardó en su mente la verdad de Cristo. “ San Agustín

Los pasajes que nos muestran normalmente para demostrarnos que Jesús tuvo más hermanos son los siguientes: maTeo 12-46;13,55-56 marcos 6,2-3 La verdad de esto es que en mT. 13, 55-56 encontramos los nombres de cuatro «hermanos» de Jesús: Santiago (o Jacobo), José, Simón y Judas. De estos cuatro hermanos de Jesús arriba mencionados, dos eran apóstoles: Santiago «el hermano del Señor» (gál. 1, 19) es el apóstol Santiago «el Menor» (Mc. 15, 40), y Judas, «servidor de Jesucristo y hermano de Santiago». La madre del apóstol Santiago, el Menor, se llama María y esta María, madre de Santiago y José, estaba junto a la cruz de Jesús (mc. 15, 40) y era «hermana de María la Madre de Jesús» (Jn. 19, 25) y tía de Jesús. Es la que el Evangelista llama María de Cleofás (Jn. 19, 25) Comparando los textos bíblicos entre sí, está claro que ni Santiago ni los otros tres nombrados «hermanos de Jesús» eran hijos de la Virgen María y José, sino primos hermanos de Jesús. Hagamos el árbol genealógico de las dos familias: «Padre» + madre = hijo (“José” + María =Jesús) Alfeo o Cleofás + María = hijos: Santiago, José, Simón y Judas. Llamaban “hermanos” a la familia extensa. En el hebreo y el arameo (que son los idiomas de los judíos en el tiempo de

28

29

Jesús) no existe una palabra que designe a los parientes fuera de la familia inmediata. Llamaban “hermanos” a los primos, tíos y sobrinos. Cuando se tradujo al griego se usó la palabra “adelphos” (hermanos) para señalar a los parientes y aquellos relacionados de cerca con Jesús. Jesús entrega su madre a Juan Si María tuviese otros hijos, la Biblia los identificaría como hijos de María. Pero no lo hace. Los vecinos de Nañaret se refieren a Jesús como “el hijo de María” (mc 6,3), no como “un hijo de María.” La expresión griega implica que Él es hijo único. La única vez que se nos habla de otro hijo de María es por labios de Jesús desde la cruz. Une a su madre y a San Juan haciéndolos madre e hijo. (Jn 19, 26-27) Nadie puede decir que Juan es hijo carnal de María. Si habían otros hermanos, ¿por qué este silencio?. En verdad, María tiene muchos hijos que, como S. Juan, la aceptan gozosos como Madre por encargo de Jesús.

La Biblia exalta la oración insistente: sal 29;46;80;107 dan 3,57-88 lc 18,7; 22,44 mT 26,39;42 y 44 Importancia de insistir en la oración: marcos 5,23 HecHos 12,5 sanTiago 5,17 lucas 7,4 1ªTes 3,10

Ser santo es participar de la santidad de Dios. Jesucristo es el Santo de los Santos y el Espíritu Santo es el Santificador. Dios, Nuestro Padre, nos creó para ser santos. Se llama santo a los que están al servicio de Dios en forma particular, sea persona, cosa, lugar, tiempo. santos en la Biblia: za 14,5-7 HecH 26,18 dan 7,22-25 eF 1,3-6;1,11-12; 2,19 is 4,3 sab 5,5 2ªTes 1,10 mT 5,48 Filip 3,20-21 Heb 6,10 1ªpe 1,15-16 1ªTes 2,10 leV 11,44-45; 19,2; 31,6-8 rom 1,1-7; 3,26; 8,30; 11,16 Cosas santas: éx 29,29 leV 10,12; 12,4 mT 23,19

Cuando los católicos rezamos el Santo Rosario, hay quienes nos acusan de desobedecer maTeo 6, 7 Jesús objetó la falta de sinceridad y lo vano de las oraciones paganas y no simplemente el hecho de que fueran repetitivas. (apocalipsis 4,8-11) En los salmos 136 y 150 repite constantemente la misma frase. Si consideramos a los salmos como inspirados por el Espíritu Santo ¿Debiéramos concluir que el Espíritu nos enseña a rezar los salmos de una manera contraria a la voluntad de Cristo? Según la Real Academia Española el significado de “vano” (del latín, vanus) es: 1) Falto de realidad, sustancia o entidad; 2) Hueco, vacío, falto de solidez; 3) Dícese de algunos frutos de cáscara cuando su semilla o sustancia interior está seca o podrida; 4) Inútil, infructuoso, sin efecto; 5) Arrogante, presuntuoso, envanecido; 6) Irreverente. Ninguna plegaria católica puede ubicarse bajo alguna de estas definiciones para ser calificadas de vanas ya que está completamente de acuerdo con las Escrituras, que no contienen ninguna enseñanza vana. Las plegarias del Rosario, el “Ave María” y el “Padre Nuestro” son perfectamente bíblicas.

San Pablo usa la palabra “santos” para referirse a los fieles que viven la nueva vida en el Espíritu Santo.(2ªcor. 13,12; eF. 1,1) “Busquen la paz con todos y la santificación, porque sin ella nadie verá al Señor” (Hb 12,14). Al final no importará otra cosa, la única verdadera desgracia es no ser santos.

Hemos sido muchas veces acusados de idólatras por éx 20,4-5 La Iglesia Católica venera a los santos, pero no los adora� (Adorar a un santo se convertiría en idolatría y es un pecado contra el primer mandamiento.) Diferencia entre Idolatría y Veneración: Idolatría: Adoración de la represtación de una divinidad, sobre todo si es considerada falsa. Amor excesivo por una persona o cosa.

30

31

Veneración: Respeto, devoción por alguien debido a sus cualidades. Culto que se rinde a lo sagrado� Con respecto a éxodo 20,4-5, el mensaje que intenta transmitir de este mandamiento es luchar contra la magia idolátrica y preservar la trascendencia de Dios. Dios prohíbe la fabricación de imágenes destinadas a la adoración, porque el culto de adoración sólo le corresponde a Él. Es pecado de idolatría el adorar una imagen, sea representativa de Dios o de un santo, como si ésta fuera Dios. En el mismo libro, Dios manda hacer imágenes en el Arca de la Alianza� (éx. 25,17-20) Más adelante Dios manda, por medio de Moisés, fabricar la imagen de la serpiente de bronce. (núm 24,8-9) En las paredes del Templo. (1ªcro 28,18-19. 2ªcro 3,5; 3,7; 4,3-4; 4,12-13) El profeta Ezequiel describe imágenes grabadas en el templo. (ez 21,17-20) No debemos tampoco olvidar que la misma Biblia recurre a las imágenes de Dios, pues los primeros capítulos del Génesis y los libros posteriores nos hablan de Dios por medio de imágenes “antropomórficas”, es decir, asignándole a Dios rasgos humanos, para poder hacerlo comprensible a los primeros oyentes y –luego- lectores de esos libros (gn 1,2; 2,7; 2,3; 3,8; 3,21; 7,16. is 5,1-7) El Libro de los Salmos nos inunda con imágenes de Dio. (sal 29; 33,13; 33,18; 45,8; 47,9; 66,8;91,4; 104,2-4) Todas éstas son imágenes literarias, pero no menos imágenes que un cuadro de Dios o una escultura. Dios no tiene manos, ni camina como los hombres, ni tiene pies para que sus pasos se escuchen, Dios no cose vestidos, ni cultiva como un labrador, ni viaja sentado en una nube, ni tiene ojos, ni se viste de luz material, etc.; todas éstas son imágenes tomadas del mundo de los hombres para dar a entender a nuestros pobres intelectos la majestad divina. Pero si el literato puede usar imágenes, ¿por qué no puede usarlas el pintor o el escultor? Si podemos hacer imágenes en nuestra imaginación, ¿por qué no pueden hacerse en el exterior? Las imágenes son un medio que ayudan a facilitar el recuerdo. El cristiano no necesita imágenes para orar. Tan solo son una ayuda para elevar los sentidos. El hombre siempre ha usado pintura, figuras, dibujos, esculturas, etc., para darse a entender o explicar algo. Estos medios sirven para ayudarnos a visualizar lo invisible; para explicar lo que no se puede explicar con palabras. Afirman que Jesús es el único mediador por 1ªTim 2,5 *La palabra griega que traducimos como “un” (1Tim 2,5), en su griego es “HEIS” que significa “uno” pero en sentido no excluyente. Por otro lado, si San Pablo hubiera escrito “MONOS” si sería de significado excluyente. Por lo tanto que el texto no niega, ni afirma, la posibilidad de que otros cooperen con Cristo en Su mediación. Empezando debemos de ver en versículo en su contexto por lo cual se deben de leer los textos que le preceden. (1ªTim 2,1-4) San Pablo nos enseña la importancia de orar unos por los otros y enseguida nos enseña que esa oración sólo es eficaz gracias a que estamos unidos al único mediador: Cristo. Jesús es el único mediador pero todos debeos cooperar como canales en (unidos a) Su mediación. Por lo tanto la mediación de María y los santos no es otra separada de la mediación de Jesús sino cooperación con la misma. Es por lo tanto una mediación en sentido secundario pero importante por ser querida por Dios. Los santos son mediadores ”por cooperar en nuestra reconciliación, disponiendo y ministrando la unión de los hombres con Dios” (Sto. Tomás de Aquino, Summa Theologica, III, 48,1) Toda persona, en cuanto coopera con la gracia divina, participa en la única mediación de Jesús. María y los santos no ofrecen otra mediación alterna, sino que participan en la única mediación de Cristo. Cuando Jesús envía a sus discípulos a evangelizar es Él por medio de ellos. El único mediador actúa a través de los miembros del Cuerpo Místico, la Iglesia� Otra pregunta frecuente es “¿Por qué ir a los santos si podemos ir a Jesucristo?” Y la verdad es que nosotros oramos directamente a Jesucristo, pero unidos, ayudándonos unos a otros. En Cristo, nos unimos también con los santos. Fundamentos Bíblicos: (lc 10,16; Jn 14,12-13) Cristo todo lo peude por sí solo, pero ha querido valerse de sus santos para continuar su enseñanza y su obra. mediación de los santos en la Biblia: núm 11,10-15; 14,19-20; 21,5-8 Jn 2,1-5 eF 1,16; 6,18 1ªpe 3,12 éx 32,30-35 ap 5,8; 8,3-4 Job 42,7 1ªTes 1,2; 5,25 Heb 5,1-6 2ªTes 3,1 rom 15,30;1,9 1ªTim 2,1-2

32

(Ver ejemplos e imágenes en catacumbas de Roma de los primeros siglos)

33

(gálaTas 2,20. 11 cor 5,20) En el Cuerpo Místico todos están unidos a Cristo y con su poder se ayudan mutuamente. lc 22,30 1ªcor 6,2-3 eF 4,11 mT 19,28 Jn 10,16;21,15-17 ap 8,3-4;18,20 Es cierto que Cristo es el único juez, el único pastor, el único rey, el único mediador, pero los cristianos también son todo eso EN ÉL. (Jn 17,20-23)Jesús enseña que los suyos son mediadores para que otros crean y sean uno.

“Los muertos no interceden por los vivos”. Como otras leyendas que componen la variada y exótica mitología protestante, han añadido la palabra “muertos” a santos, para darle, según ellos, más valor. Pero olvidan mT 22,32. Jos 22,32. 1ªreyes 18,3 y 7 Una vez más recordemos a los 24 ancianos del Apocalipsis que están ante el que se sienta sobre el trono y el cordero, los cuales tienen copas con las oraciones de los santos: ello indica que los santos del cielo reciben las oraciones de los de la tierra y que pueden presentarlas ante Dios. (ap 5,8) Los santos del cielo no están desconectados de nosotros sino que nos asisten, aun mejor que nos asistimos unos a otros en la tierra. En el cielo todo es amor, la Iglesia es triunfante en Cristo. Todos los que están en el cielo son santos, pero algunos son muy conocidos en la tierra porque la Iglesia los ha señalado por su santidad extraordinaria, más que nadie a la Virgen Santísima siendo la Madre de Dios y madre nuestra. Por eso desde los comienzos del cristianismo se la invoca como poderosa intercesora.

Por ejemplo: cuando alguien reza de rodillas con una Biblia o un cancionero en las manos, no está por eso adorando al libro, sino utilizándolo en su oración. Ya en el Antiguo Testamento Dios no solo permitió sino que ordenó el uso de imágenes. (Lo cual ya hemos explicado anteriormente.) (cF. nm 21: 4-9; sb 16:5-14; Jn 3: 14-15; ex 25, 18-20). 2.Perciben la genuflexión como un gesto exclusivamente de adoración. Aunque puede ser utilizada como gesto de adoración , la genuflexión también se usa, según la cultura, como un gesto de respeto o sumisión a un ser humano. Está claro en las Sagradas Escrituras y en la Tradición que Dios ha querido una jerarquía, es decir una Iglesia ordenada con pastores a los que los fieles deban respetar y someterse. Esto en ningún modo es adoración. La genuflexión es adoración cuando quien la hace tiene esa intención o cuando conscientemente da a entenderlo. Más que todo un acto de humildad que expresa nuestra fe en una autoridad superior a nosotros mismos. Es antigua costumbre hacer genuflexión ante el Papa, los cardenales y ante un obispo en su propia diócesis. Este gesto manifiesta respeto y adhesión a quienes son pastores de la Iglesia de Jesucristo.

2ªreyes 2,9-14; 13,21. HecHos 19,11-12: En estos tres casos las reliquias de hombres santos fueron instrumentos para obrar milagros. Jesús prometió a los Apóstoles que harían milagros. No sólo reliquias sino que hasta la sombra de Pedro curaba a los enfermos. HecHos 5,15

Dios instituyó fiestas solemnes en su honor y procesiones. Éx. 23,14-17. II Sam 6,1-5; 6,14-15 Dicen que la genuflexión es signo de adoración y está prohibido. (dT. 5,9) La genuflexión ante la Virgen Santísima y los santos es singo de reverencia y amor (no adoración). Los fundamentalistas acusan a los católicos de “idolatras”. Su posición se basa en dos errores: 1.No comprenden la diferencia esencial entre adorar imágenes y utilizar imágenes en el culto a Dios�

34

“¿Por qué los cristianos adoran la cruz? ¿no es esto idolatría? ¿Por qué se adora la cruz si no es Dios? ¿Por qué los católicos exhiben la Cruz con el cuerpo de Cristo si ya ha resucitado? No aceptamos la cruz porque es el arma que mató a Jesús”. Para nosotros la cruz no es símbolo de muerte, sino de salvación.

35

La cruz es parte inseparable del misterio pascual que incluye pasión, muerte y resurrección. Profesamos que Cristo ha muerto por nuestros pecados y ha resucitado glorioso. El crucifijo en ninguna manera niega la resurrección sino que manifiesta la seriedad de nuestros pecados y el amor infinito con que Cristo murió para salvarnos. “Después les dijo: «Cuando ustedes hayan levantado en alto al Hijo del hombre, entonces sabrán que Yo Soy…» Juan 8:28 La Cruz es mencionada explícitamente 29 veces en el Nuevo Testamento. Muchas más veces se refiere a ella sin usar la palabra exacta. No es el madero en su sentido material en lo que ponemos nuestro corazón, sino en Jesús que por nosotros colgó de el. Él es quién nos atrae. Jesús nos dijo: “«Y cuando yo sea levantado en alto sobre la tierra, atraeré a todos hacia mí.»” Juan 12,32 Esta enseñanza es válida para todos los tiempos. Contemplar a Jesús “levantado” en la Cruz es clave para conocerlo íntimamente. San Pedro y San Pablo proclaman la cruz sin cesar. HecHos 2,36 iªcor 1,13; 1,18; 1,23-24 gálaTas 2,19; 5,24;6,14 ¿Acaso no sabían ellos que Cristo ha resucitado? Claro que sí, pero comprendían la importancia de tener la cruz siempre presente, porque es el poder de Dios contra todas las fuerzas infernales: las fuerzas de la carne, es decir, de nuestro ego. La carne tiende a su placer, su conveniencia, su engrandecimiento; la cruz pone a la muerte todo eso para que reine el Amor. Jesús nos mandó a abrazar la cruz mT 16,24 mc 15,39 rom 12,1 lc23,43 Filip 2,5-8

una Cruz, que si así lo hiciese, esta debería ser una cruz invertida pues no se consideraba merecedor del “privilegio” de morir como su Señor Jesucristo. De este modo la cruz invertida pasó (católicamente hablando) a ser un símbolo de humildad del Apóstol Pedro. Este dato lo obtenemos de las obras de Tertuliano a fines del siglo segundo y por Orígenes. Orígenes sostiene que: “Pedro fue crucificado en Roma con su cabeza hacia abajo, como él mismo había deseado sufrir”. Al morir en una Cruz Invertida esta pasó a ser un símbolo de San Pedro, Pedro fue el primer Papa ya que recibió la suprema potestad pontificia del mismo Jesucristo, por este motivo la silla donde esta sentado el Papa en el Monte de las Bienaventuranzas muestra una Cruz Invertida en su respaldo (Papa es el sucesor de San Pedro). Esto generó controversias cuando personas desinformadas observaron imágenes en las que el Papa Juan Pablo II aparecía sentado en dicha silla con una cruz invertida a sus espaldas, rápidamente empezó a circular la idea de que el Papa vigente era el mismísimo Anticristo. Cuando realmente representaba el legado que San Pedro había dejado al ser la piedra angular sobre la que se fundó la Iglesia Católica.

Dicen que el sábado es el día a celebrar como el día del Señor por éxodo 20,8-10 Desde el tiempo del Nuevo Testamento (tiempos Apostólicos), el domingo remplazó al sábado judío como día dedicado al Señor para darle culto y descansar de las labores. La Iglesia católica no “cambia la Biblia”, como dicen algunas sectas que se aferran al sábado. Es un hecho histórico que desde el principio (desde el siglo I) los cristianos celebran el día del Señor el domingo. “El primer día de la semana, estando nosotros reunidos para la fracción del pan” HecHos 20,7 (El “primer día de la semana” es el domingo) Evidencia de los Padres Apostólicos: Estos vivieron en los dos primeros siglos y son testigos de la fe y la práctica de la Iglesia recibida de los Apóstoles. San Ignacio de Antioquia (+107AD), discípulo de los Apóstoles, Padre de la Iglesia del siglo I, enseña (Magn. 9,1): Los que vivían según el orden de cosas antiguo han pasado a la nueva esperan-

Según creen la cruz invertida es utilizada como símbolo satánico, pero la verdad es que la cruz invertida es originalmente uno de los símbolos claves en la Iglesia Católica porque San Pedro murió en una Cruz con la cabeza hacia abajo. Sabemos que San Pedro dijo que él no era digno de morir como su maestro en

36

37

za, no observando ya el sábado, sino el día del Señor, en el que nuestra vida es bendecida por Él y por su muerte. San Justino (+165AD) Y nos reunimos todos el día del sol, primero porque en este día, que es el primero de la creación, cuando Dios empezó a obrar sobre las tinieblas y la materia; y también porque es el día en que Jesucristo, nuestro Salvador, resucitó de entre los muertos. Además, el domingo es el día de Pentecostés, en que estaban reunidos los Apóstoles con María Santísima en oración y se derramó el Espíritu Santo. Al celebrar el domingo somos fieles a Jesucristo. Él no vino a abolir el A.T. sino a darle cumplimiento con su muerte y resurrección. Todo se cumple en Él. Jesús se presentó a los Apóstoles el domingo de Resurrección y ellos le adoraron. Los cristianos le damos a Dios Padre el culto mas perfecto: el mismo Jesucristo que se ofrece y nosotros nos ofrecemos al Padre POR Cristo, Con Él y En Él.

en lugar de la primera “a”, de donde resultó gráficamente yehowah. Pero, aún así, solamente los cristianos, y nunca los judíos, pronunciaron Jehová. Y por otra parte en aquella época se pronunciaba Yehova, pues la “j” sonaba “y”. Los mismos Testigos de Jehová reconocen que “muchos doctos hebreos modernos prefieren dar al nombre la pronunciación Yahweh” El Propósito Eterno de Dios va triunfando para Bien del Hombre. Charles Taze Russell, el fundador de los Testigos de Jehová en 1872, desconocía este hecho, lo que le llevó a hacer un énfasis absurdo en la palabra Jehová, considerando su uso como distintivo de la nueva religión, que según él, sería la única en dirigirse constantemente a Dios mediante su verdadero nombre.

Según los Testigos, la pronunciación correcta del nombre de Dios es necesaria para la salvación (mas importante que la fe en Jesucristo). Es por tanto de capital importancia para ellos que a Dios se le llame según lo que ellos creen ser la forma correcta: Jehová. ¿Cuál es la pronunciación correcta del nombre de Dios, “Jehová” (según dicen los Testigos) o “Yahveh” (como aparece en las Biblias católicas)? (El nombre “Jehová” no existe en el idioma hebreo, por lo cual no existe en los textos bíblicos originales.) Los Israelitas, por respeto, no escribían ni pronunciaban el nombre de Dios. En vez, decían “Adonai” (Señor) o “Elohim” (Dios). Para escribir, en lugar del nombre de Dios ponían un tetragrama de solo cuatro consonantes y sin vocales: Y-H-W-H que no tiene traducción. La palabra “Yahveh”, fue introducida quizá hacia el año 1100 después de Cristo, ocasionada por el texto de la Biblia transcrito por los masoretas, que vocalizaron con las vocales de “Adonai” (a-o-a) en el nombre de “Yhwh”, hasta entonces transcrito sin vocales. Pusieron esta vocalización por temor reverencial, a fin de que nadie pronunciara este sagrado nombre. Según las reglas de la puntuación masorética, escribieron bajo la “y” una “e” (ševá)

Solo se salvarán 144,000 ya que aparece en: ap. 7,4-8;14,15,9-10. lc 12,32. 1ªcor15,40-53. 1ªpe 1,23. Jn 3,3. Sin embargo San Pablo dice explícitamente que Dios quiere que todos se salven (iªTim 2,4-6) y cuando a Jesús le preguntan si son muchos los que se van a salvar, no responde con números (cF. lc 13,23-30) sino exhortando a esforzarse todos por entrar por la puerta estrecha. En el libro del Apocalipsis se menciona dos veces el número de 144.000 salvados (ap 7,4-10 y 4,1-13) El número no debe ser tomado literalmente, pues pertenece al lenguaje apocalíptico, donde abunda la simbología, tanto numérica como de otros géneros (animales, colores, objetos, castigos, etc). De aquí que no siempre podamos dar a las cifras bíblicas un valor estrictamente material, sino, en muchos casos, simbólico, especialmente cuando el mismo contexto lo sugiere. El número doce es la cifra de los elegidos (12 tribus, 12 apóstoles). Al decir que se van a salvar 144.000 elegidos serán, entonces, 12 (los elegidos del Antiguo Testamento), x 12 (los elegidos del Nuevo Testamento), en una gran cantidad (x 1.000) [12*12*1.000]. Incluso los exegetas discuten de la interpretación de este grupo y de su identidad con los 144�000 de ap 14,1-5. Dice por ejemplo Salguero: “¿A quiénes representan estos 144.000 sellados? Creemos que la opinión que tiene mayor probabilidad es la que ve en esta multitud de marcados a toda la Iglesia cristiana. Se identificaría con la ingente muchedumbre

38

39

de que nos va a hablar San Juan en ap 7,9-17. Pero San Juan presenta a esta inmensa multitud ya en el plano glorioso del cielo. “Después de esto vi un gentío inmenso, imposible de contar, de toda nación y raza, pueblo y lengua, que estaban de pie delante del trono y del Cordero, vestidos con vestiduras blancas y con palmas en sus manos.” (Ap. 7,9)

mc. 7,5;7,14-23 Hc 10,9-15 1ªcor 8,7-13 col 2,16-21 mT 15,10-20 1ªcor 6,13 gal 4,9 iªTim 4,3-6 Aquellos que todavía pretenden atarse a una legislación que Jesús ha venido a perfeccionar y completar, viven aún en las sombras, y como tales, no han recibido esa Luz de lo alto (lc 1,78) que ilumina a los que habitan en tinieblas y sombras de muerte y guía nuestros pasos por el camino de la paz (lc 1,79).

Clarificación: Es muy atractivo ofrecer la esperanza de vivir sin sufrimiento pero no es este el camino del Evangelio. Es cierto que debemos orar por los que sufren. Pero debemos saber que el Dios permite el sufrimiento de sus hijos para sacar de ello un mayor bien. El sufrimiento NO es señal de la presencia del diablo en la persona. Jesús mismo sufrió mucho y también innumerables santos. El sufrimiento llevado con confianza en Dios y ofrecido a Él, nos ayuda a liberarnos de ataduras de este mundo y a crecer en unión con Dios. Jesús nos enseñó con su propia vida el valor redentor del sufrimiento hasta morir en la cruz. La cruz la deben de abrazar también todos sus discípulos Cristo nunca pecó pero asumió el sufrimiento humano y nos redimió abrazando la cruz hasta su muerte. mT 16,21 cF. mc 8,31 lc 9,22. mT. 16,24: Jesús nos enseña a tomar nuestra cruz y seguirle. HecHos 5,41: Para los primeros cristianos era una alegría sufrir por Cristo� San Pedro nos enseña que los cristianos sufren confiando en el porvenir que Dios tiene preparado. 1ªpe 1,11; 4,15-16;5,9-10 2ªcor 1,5-7; 12,12 rom 8,18 2ªTim 1,12; 4,5 Heb 10,34.

El Diezmo del 10% aparece en: leV 27,30-33 deuT 14,22 núm 18,20-32 deuT 26,12 gén 14,20.28 mT 17,24-27

mT 23,23 lc2,24; 11,42 lc18,12; 21,1-4

Hb 7,2-9 HcH 5,1-4

Los alimentos prohibidos aparecen en: leV 7,23; 11,1-23.34.39; 17,11; 19,26 gén 9,4 núm. 19,14-15 deuT 12,23;14,3-21 2ªmac 6,18-31 Como dice San Pablo: Todo eso no era sino sombra de lo que había de venir, y ahora la realidad es el cuerpo de Cristo (col 2,17).

40

Aunque los primeros cristianos siguieron también la práctica compartiendo todo cuanto poseían, esto era algo libre, pues la obligación no llegaba a exigir el poner todo en común, sino sólo la contribución para sostener el culto y ayudar a los huérfanos y viudas, como se ve en el episodio de Ananías y Safica. (HcH 5,1-4) El pecado que cometieron es haber mentido, pues Ananías y Safira querían ser vistos como generosos sin serlo –haciendo creer a los demás que estaban dando todo lo que habían obtenido de la venta� Cristo no rechaza el diezmo pero enseña una referencia nueva: Dar ya no el 10% sino darse del todo por amor, sin contar el costo� En ninguna de las cuatro veces que el diezmo aparece en el N.T. (mT 23,23; lc 11,42; 18,12; Hb 7,2-9) se nos enseña a guiarnos por esa medida. La Nueva Alianza no se limita a la ley del 10% sino que nos refiere al ejemplo de Jesucristo que se dio sin reservas. Jesús vive una entrega radical y nos enseña que debemos hacer lo mismo. Él nos da el modelo de la viuda pobre en marcos 12,42-44 que dio lo que tenía y no lo que le sobraba. 1ªcor 9,13 2ªcor 8,9 eclo 35,9 ¿Que es mas exigente dar el diezmo o dar de corazón? Creo que depende de la pureza del corazón. El corazón de Cristo se dio por entero y nos enseña a hacer nosotros lo mismo. Algunos en la Iglesia recomiendan el diezmo, como una forma de establecer una contribución proporcional a las ganancias. Pero debe entenderse según el espíritu evangélico de una entrega de corazón por amor. Personas con recursos podrían dar mucho mas, mientras que para un pobre, dar el 10% podría significar negarle a sus hijos el alimento.

41

Distinta es la situación en el campo de las sectas protestantes, muchas de las cuales centran su predicación en el tema de los diezmos, colectas y contribuciones económicas. Prometiendo a cambio bendiciones, sanaciones y adjudicando muchas veces el no alcanzar algunas gracias (como curaciones de enfermedades, conversiones, u otros beneficios) al hecho de no haber “dado más”. Esto ha ocasionado críticas muy severas por parte de otros ministros protestantes que se ven desacreditados por la predicación interesada y rapaz de estos “recaudadores de contribuciones” que comercian con la Palabra de Dios. Hay casos en que, institucionalmente, la recaudación de dinero es el objeto central de la predicación, como ocurre, por ejemplo en el caso de la “Iglesia Universal del Reino de Dios”, fundada en 1977 por Edir Macedo Bezerra en Brasil. Su fundador declaró sugestivamente en una oportunidad: “el dinero es una herramienta sagrada que Dios usa en su obra”. En un artículo de un pastor protestante justamente indignado con aquellos ministros y sectas que él acusa de “diezmadores”, dice: “El diezmo es el tema por excelencia muy estimado por la mayoría de los líderes de las iglesias. Las principales sectas imponen a sus ‘fieles’ el diezmo. Según un artículo del Christian Ministry es curioso que los evangélicos les llamen ‘Sectas’. Los Testigos de Jehová, Mormones y la World Wide Church of God son los diezmadores principales, entendiéndose por diezmo, el 10% de todos los ingresos. Espero mostrar en esta enseñanza que mientras muchas iglesias, organizaciones y ‘pastores’ levantan diezmos, manifestando con total impunidad y a tambor batiente que no pagando ‘el diezmo’ robamos a Dios (...), [en realidad], según los hechos reales bíblicos (quienes) imponen el diezmo a los cristianos (son quienes), de hecho y en verdad, están ‘robando a Dios’. Quiero hacer seguidamente una declaración que probablemente sorprenderá a muchos cristianos: ¡El diezmo tal como es enseñado por la mayoría de las denominaciones cristianas, en donde deben ‘diezmar’ del ingreso bruto o neto, no está contenido en las páginas de la Biblia!”. A continuación, el autor, da todos sus argumentos. Es éste, pues, un problema que afecta fundamentalmente al ambiente protestante. (Cf. “¿Los cristianos deben diezmar?”, por Edgardo Norberto

Para que haya avivamiento debe haber un reconocimiento pleno y total de Jesucristo como Señor, como Dios y como Maestro con todos sus mandatos y toda su voluntad y una actitud plena y total como discípulo obediente. El ejemplo de alguien así lo tiene la Iglesia Católica en abundancia: los miles de santos canonizados, y los miles de santos anónimos. El Espíritu Santo no aparece causando estragos, revolcando personas, ni en los vientos fuertes ni en los terremotos, Elías lo encontró en la BRISA SUAVE y en el SILENCIO 1 Re 19,12. Luego, en el transcurso de toda la historia de la Salvación el Espíritu Santo tomaba posesión de hombres y mujeres para transmitir al pueblo un mensaje� En Pentecostés lo único que enseña de movimiento es la aparición en una violenta ráfaga de viento, del Espíritu Santo que, como en lenguas de fuego, se fue posando sobre los Apóstoles y la Virgen María. No aparece allí que ellos hayan comenzado a revolcarse en el piso, a retorcerse, sino que comenzaron a hablar en los idiomas de todas las gentes que se acercaron al lugar, provenientes de lugares e idiomas distintos. Y en cuanto a quienes dicen estar llenos de avivamiento en el Espíritu Santo porque hablan en lenguas que ningún humano entiende, prudente es tener presente también el duro reproche que le hace san Pablo a quienes hacen de esto un uso acostumbrado en sus cultos (1ªcor 14,1-25). Las únicas escenas bíblicas donde se pueden encontrar personas retorciéndose en el piso son solamente aquellas donde están poseídas por un demonio que los sacude contra el piso, y donde están Jesús o sus apóstoles expulsándolos (mc 1, 26; 9, 17-29)

Hay quienes niegan la existencia del infierno porque estiman que un Dios de amor no podría castigar a las almas eternamente. Sin embargo los Evangelios hacen amplia referencia al infierno como un lugar distinto del cielolc 16,19-31. mT 18,8-9; 13,40-50

42

Montenegro, Fundador de la “Santa Iglesia del Señor”; el artículo fue distribuido por el autor a través de Internet.)

Para muchos, los ángeles de la guarda son comparables a las hadas y los unicornios, inocentes invenciones para entretener a los niños. Sin embargo la enseñanza de los ángeles guardianes tiene un sólido fundamento bíblico. mT 18,10. sal 91,10-12; 34,8. Hb 1,13-14 dan 6,23. HcH 5,19; 12,5-16

43

Juan trabajaba en una empresa hace cuatro años siempre fue muy serio, dedicado y cumplidor de sus obligaciones. Llegaba puntual y estaba orgulloso de que en 4 años nunca fue promovido. Cierto día buscó al Gerente para hacerle un reclamo: - “Señor, trabajo en la empresa hace años con bastante esmero y estoy a gusto con mi puesto, pero siento que he sido relegado. ¡Mire, Fernando ingresó a un puesto igual al mío hace sólo 6 meses y ya está siendo promovido a Supervisor!” ¡Uhmm!- mostrando preocupación- el gerente le dice. - “Mientras resolvemos esto, quisiera pedirte me ayudes a resolver un problema. Quiero dar fruta al personal para la sobremesa del almuerzo de hoy. En la bodega de laesquina venden fruta. Por favor, averigua si tienen naranjas”. Juan se esmeró en cumplir con el encargo y en 5 minutos estaba de vuelta. - Bueno Juan, ¿qué averiguaste? - Señor, si tienen naranjas para la venta. - ¿Y cuánto cuestan? - ¡Ah...! No pregunté por eso - “Ok!, pero... ¿viste si tenían suficientes naranjas para todo el personal? (preguntó, serio) - Tampoco pregunté por eso señor - ¿Hay alguna fruta que pueda sustituir la naranja? - No sé señor, pero creo... - Bueno, siéntate un momento. El Gerente cogió el teléfono y mandó llamar a Fernando. Cuando se presentó, le dio las mismas instrucciones que le diera a Juan y en 10 minutos estaba de vuelta. Cuando retornó el Gerente pregunta: - Bien Fernando, ¿qué noticias me tienes? - Señor, tienen naranjas, lo suficiente para atender a todo el personal, y si prefiere también tienen plátano, papaya, melón y mango. La naranja está a $1.50 pesos el kilo, el plátano a $2.20 el kilo, el mango a $9.00 el kilo, la papaya y el melón a $2.80 pesos el kilo. Me dicen que si la compra es por cantidad, nos darán un descuento de 8%. Además, he dejado separada la naranja pero si usted escoge otra fruta debo regresar para confirmar el pedido. - Muchas gracias Fernando, pero espera un momento. Se dirige a Juan, que aún seguía esperando estupefacto y le dice: - Juan, ¿qué me decías? - Nada señor... eso es todo... con su permiso. Hay muchas personas que se quedan solo con lo que les dicen, no seamos así y siempre que alguien que esté en desacuerdo con nosotros seramos más cristianos y siempre tratemos con respeto, demos el ejemplo con conocimiento.

No te quedes con lo que te dicen

“Cuando los lleven ante las sinagogas, ante los magistrados y las autoridades, no se preocupen de cómo se van a defender o qué van a decir, porque el Espíritu Santo les enseñará en ese momento lo que deban decir”(Lucas. 12,11,12)
http://www.jovenesconxto.com Facebook: Jovenesconxto Skype: Jovenesconxto

Encuentra más información en:

http://faceddios.blogspot.com/

misioneros Faced’DIos Twitter: @FacedDios

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful