Está en la página 1de 8

La edad de oro

Introducción

Según los tiempos en los que estamos viviendo,
podemos ver que la época de la juventud es exaltada
desmedidamente a costa de las demás etapas de la vida. Tal
vez, como dice el verso: “juventud, divino tesoro”. Fíjense:
los mejores trabajos, los mejores rostros, las mejores
oportunidades, los mejores puestos son reservados para la
gente joven.

Pero el problema radica en que la juventud es apreciada
únicamente en términos del potencial, de la belleza y fuerza
físicas, que se encuentran en su punto máximo durante esta
edad. Por el contrario, la infancia, la edad adulta y la vejez-
principalmente ésta- no son tan bien vistas como ser joven.
Gerente joven, maestro joven, pastor joven, presidente
joven, etc. se oyen atractivos.

Honestamente, debemos reconocer que muy dentro de
nosotros existe un miedo y una resistencia a dejar esta etapa
joven de la vida: son pocos los adultos a quienes no les da
pena decir su edad. Es más, es considerado una falta de
educación preguntarle su edad a una persona que ya no se ve
joven. Lo curioso es que nos olvidamos que cuando éramos
niños y adolescentes queríamos que la gente pensara que
teníamos mayor edad de la que realmente teníamos. En
términos sencillos, nos resistimos a dejar de ser jóvenes. Tan
es así que a los ancianos ahora se les conoce como los

“juventud acumulada” etc.. pero se tienen que cubrir el cuello para tapar las arrugas) • la propagación de cada vez más productos cosméticos rejuvenecedores. o que detienen el envejecimiento. sólo tenemos dos opciones: aceptarlo o morirse joven. En la carrera contra el tiempo y sus efectos en nuestro cuerpo todos somos perdedores. ¿Qué dice la Biblia ante el envejecimiento? . se dicen frases “como el alma siempre es joven”. “joven de corazón”.jóvenes de la tercera edad. necesitamos mirar con atención lo que dice la Palabra de Dios al respecto. A nadie le haría gracia que le dijeran: ¡qué viejo ya te ves! Una amiga dice muy atinadamente que ante el envejecimiento. ¿campamento de ancianos? • cuando apreciamos un cumplido que nos dice que nos vemos más joven. como un intento de quedarnos al menos con algo de la juventud. Ante esta actitud negativa frente a la vejez. Esta resistencia a dejar la juventud se observa: • en el aumento impresionante de cirugías plásticas y reconstructiva tanto en hombres y mujeres: vean a los artistas (rostros estirados. • las actividades en la iglesia: semana de la juventud (¿de la senectud?).

Recordemos que nada de lo que Dios hace es sin sentido. Si uno llega a la vejez. pero es más triste no llegar. llegar a la etapa de la vejez debería ser vista como la buena. se turban. Por ejemplo. principalmente la salud. 104:29) La Biblia enseña claramente que los años de la vida. dejan de ser. y por consiguiente. Dios es el dador de vida Escondes tu rostro. pues sólo se piensa en las dificultades que una persona anciana tiene que enfrentar. es porque Dios en su gracia y en su sabiduría lo ha conservado hasta este tiempo. sin embargo. Este sencillo principio tiene muchas implicaciones. mucha gente tiene un miedo oculto de llegar a viejo. Sólo él es quien nos preserva o retira el aliento de vida. vivir una larga vida es un don de Dios. I. (Sal. como la vida es un regalo de Dios. Y vuelven al polvo. Una persona decía: es triste llegar a viejo. Tendemos a dar por sentado que tenemos derecho a la vida y nos olvidamos con facilidad que es sólo por el amor y la gracia de Dios que podemos disfrutar de lo que hay en esta vida. y llegar a la vejez también está lleno de . agradable y perfecta voluntad de Dios para quien llega a ella. Lamentaciones 3:22 nos recuerda que es por la misericordia de Jehová que no hemos sido consumidos. sin propósito. ya que nunca decaen sus misericordias. Les quitas el hálito.

el cansancio.significado. (Gén 3:19) Envejecer y morir nos recuerdan el juicio de Dios por el pecado. y te llevará á donde no quieras. pues polvo eres. de cierto te digo: Cuando eras más mozo. Y es aquí donde Dios nos llama a amarlos y servirlos. Las arrugas. la enfermedad. De cierto. Envejeer y morir como consecuencia del pecado Con el sudor de tu rostro comerás el pan hasta que vuelvas a la tierra. mas cuando ya fueres viejo. Entonces. nos debe hacer pensar en el juicio de Dios por la desobediencia y el pecado. no en nuestra capacidad económica o de nuestros hijos para mantenernos. y al polvo volverás. y te ceñirá otro. extenderás tus manos. Uno de los efectos del pecado es el desgaste de nuestra salud y vida física. (Jn. con confianza en el Señor. . no con desesperación. con esperanza. é ibas donde querías. debemos acercarnos a la vejez con gratitud. II. te ceñías. 21:18) Una limitación de la vejez es la dependencia de los demás. aun cuando haya situaciones que la hagan parecer complicada. porque de ella fuiste tomado. no con temor. el debilitamiento físico.

y de tu Dios tendrás temor: Yo Jehová. y millones de millones estaban delante de él. su trono. no sólo escuchando sus consejos. III. siguiendo sus amonestaciones. 10 Un río de fuego procedía y salía de delante de él. 7:9) El Señor mismo usa la figura de un anciano para referirse a sí mismo. sino también manifestando un cuidado sacrificial como el que ellos mismos tuvieron de nosotros cuando nosotros éramos dependientes de ellos. como lana limpia. No se avergüenza en usar esta figura. Este respeto y cuidado que Dios nos exige a los hijos tendrá un impacto profundo en la actitud que tendrán nuestros propios hijos hacia nosotros si . como el eterno. pastor. (Dan. águila. Debemos mostrar respeto y honrar a los ancianos. miles de miles lo servían. guerrero. el pelo de su cabeza. 19:32) Contrario a nuestros días. (Lv. Su vestido era blanco como la nieve. la edad avanzada es de alta estima a los ojos de Dios. Los hijos debemos seguir obedeciendo el mandamiento de honrarlos. por su autoridad. y fuego ardiente las ruedas del mismo. Delante de las canas te levantarás. Dios honra la vejez Estuve mirando hasta que fueron puestos unos tronos y se sentó un Anciano de días. padre. Vemos a Dios usando mucha figuras para darse a conocer: león. llama de fuego. pero también como un anciano. y honrarás el rostro del anciano.

Estarán vigorosos y verdes para anunciar que Jehová mi fortaleza es recto. (Sal. Una manera práctica es escucharlos recordar sus éxitos y glorias del pasado. IV. que para muchos de nosotros es pesado y cansado. nuestra forma de tratar a nuestros padres mayores servirá de ejemplo para ellos. Debemos honrarlos. tenemos en esos pasajes un auténtico ejemplo de escuchar cómo Dios ha sido fiel en el pasado para inyectarnos ánimo y esperanza para confiar mañana en el mismo Dios. Sin embargo. Y que en él no hay injusticia. La vejez es tiempo de oportunidades Aun en la vejez fructificarán. de su bondad en todos nuestros años vividos. Y los ancianos tienen esa hermosa oportunidad de compartir todos esos años de luchas al lado del Señor. La vejez también es una oportunidad para experimentar grandes frutos y grandes logros espirituales. Imaginémonos que hermoso es escuchar a una persona hablar de la fidelidad de Dios a lo largo de toda una vida. no sólo por lo que ha sucedido en el pasado. sino por el reto que tienen . respetarlos y demostrarles afecto. Hay en la Biblia unos salmos en los que parece que se trata meramente de una síntesis de la historia de los israelitas. 92:14) Estos textos nos dejan ver que la vejez es también una edad oportuna para dar testimonio del Señor.llegamos a la vejez.

no los de otro. y he envejecido. Es un tiempo para seguir desarrollando confianza y esperanza en el Señor. 37:25) ¿Cuál es la solución . (Sal. mis ojos lo verán. 26 y que después de deshecha esta mi piel. . La resurrección ilustra la consumación de nuestra salvación mediante un cuerpo glorificado.de Dios para encarar con esperanza la vejez? Los creyentes contamos con la promesa de que recibiremos cuerpos renovados. (Sal 37:37) Una vida de honra en la vejez se encuentra al final de una vida temerosa de Dios. ante el enemigo final que es la muerte. Mozo fuí. Ni su simiente que mendigue pan. en mi carne he de ver a Dios. (Job 19:25-27) Conclusión Debemos prepararnos para la vejez Considera al íntegro y mira al justo. Pero yo sé que mi Redentor vive. 27 Lo veré por mí mismo. ahora. a prueba del tiempo.enfrente. Y no he visto justo desamparado.no el remedio . y que al fin se levantará sobre el polvo. transformados. porque hay un final dichoso para el hombre de paz.

tus energías: en el servicio a Dios y a los demás? ¿O estás viviendo egoístamente para tu comodidad y bienestar? ¿Te has arrepentido de tus pecados y tienes una relación personal con Dios a través de Jesucristo? . Que traigamos al corazón sabiduría. sabiduría que se obtiene al vivir de acuerdo con la Palabra de Dios. (Ecl. sino hónralo en tu juventud antes de que te hagas viejo y ya la vida no sea tan placentera. (Sal. 12:1) Una juventud temerosa de Dios conduce a una vejez que aunque con muchas limitaciones se disfruta debido a una vida gozosa en el Señor Enséñanos de tal modo á contar nuestros días. No dejes que la emoción de la juventud haga olvidarte de tu Creador. ¿Cómo te estás preparando para llegar la vejez? ¿O crees que estás demasiado joven como para pensar en ella? ¿Estás creciendo en sabiduría? ¿Te estás convirtiendo en un experto en vencer tus tentaciones más frecuentes? ¿En qué estás invirtiendo tu tiempo. 90:12) Debemos vivir de tal manera que a medida que crecemos en edad vayamos desarrollando un corazón lleno de sabiduría.

Intereses relacionados