Está en la página 1de 8

16 Cooperación internacional para

el mejoramiento de la práctica
de la salud pública

1. Cooperación dos a asegurar un acceso equitativo a bierno responsables de las decisiones


para el desarrollo los servicios básicos de salud. No a re- económicas y de la planificación para
y fortalecimiento formar por reformar, sino a reformar el desarrollo relacionadas con el sector.
con un sentido y una dirección que Tal como lo habían solicitado los jefes
de la capacidad rectora
supongan mejorar la salud de las per- de Estado y de gobierno, la OPS sumó
de la autoridad sanitaria sonas, fomentar entornos y prácticas esfuerzos con distintos organismos de
sociales saludables, llegar a los exclui- cooperación bilaterales y multilatera-
La Organización Panamericana de la dos y a los más pobres, y eliminar las les, así como con las principales insti-
Salud (OPS) tiene el compromiso con iniquidades que hoy existen en la si- tuciones financieras internacionales,
sus países miembros de apoyar los tuación de salud, el acceso a los servi- para auspiciar un encuentro continen-
procesos de transformación del sector cios y el financiamiento sectorial. tal de debate sobre el estado de las re-
de la salud, comúnmente denomina- formas del sector de la salud.
dos reformas en salud. Esto significa En esa oportunidad, en diciembre de
trabajar intensamente con los países 1994, los mandatarios de nuestros Los jefes de Estado y de gobierno emi-
en la formulación de opciones para el países miembros recomendaron que se tieron también en Miami, en 1994,
sector de la salud que signifiquen un convocase un foro continental para el mandato, conferido a la OPS, de
avance efectivo en el acceso equitativo discutir los avances y los desafíos que poner en marcha un proceso de segui-
a los servicios de salud para los habi- enfrentaban los procesos de reforma miento y evaluación de la reforma sa-
tantes de nuestro continente. sanitaria sectorial en el continente. nitaria sectorial en los países de las
Eso fue en septiembre de 1995, en la Américas. Este marco de referencia,
Los jefes de Estado y de gobierno de ciudad de Washington, en el marco que recibió el apoyo de los países
los países de las Américas se pronun- del Consejo Directivo de la OPS, que miembros, es hoy un proceso en mar-
ciaron con toda claridad en la Primera integra a todos los ministros de salud cha que está permitiendo examinar el
Cumbre Hemisférica de Miami sobre de las Américas. Participaron también curso que han seguido las reformas y
la necesidad de impulsar procesos de las instituciones de la seguridad social disponer de bases para definir los ajus-
reforma del sector de la salud orienta- en salud y de otros sectores de go- tes y cambios de rumbo que se requie-

321
ren para que las transformaciones del modernización del Estado y la re- terminante en la práctica de la salud
sector realmente tengan un impacto forma del sector; pública en nuestras sociedades;
favorable en la prestación de servicios
de salud, haciéndola accesible a las per- b) la orientación y apoyo técnicos para • el fomento y uso eficaces de la
sonas que más los necesitan. la reorganización y fortalecimiento comunicación social para fines de
institucional de los ministerios de salud;
Las deliberaciones celebradas y los salud de los países miembros, a fin
mandatos suscritos subsecuentemente de que puedan desempeñar su pa- • el fortalecimiento de la práctica de
por los ministros de salud de las Amé- pel de entes rectores ante las nuevas la salud pública;
ricas en los órganos directivos de la realidades sectoriales;
OPS, tanto en 1997 como en 2001, • la formulación y ejecución de po-
destacan la alta prioridad que tiene el c) el desarrollo, diseminación y pro- líticas que permitan aumentar la
fortalecimiento de la función rectora moción de directrices, metodología equidad en el acceso, uso y finan-
de las autoridades sanitarias a todos e instrumentos específicos para ciamiento de los servicios de salud,
los niveles del Estado, así como el me- consolidar el desarrollo institucio- favoreciendo la solidaridad social
joramiento del desempeño de las fun- nal de la autoridad sanitaria de los en la solución de los problemas de
ciones esenciales de salud pública que países de la Región, con miras a salud;
le son propias. Asimismo, hacen hin- que puedan ejercer plenamente sus
capié en la necesidad de intensificar responsabilidades de conducción, • la elaboración de pronósticos que
la cooperación en este ámbito en vir- regulación, desarrollo de las fun- permitan formular políticas de sa-
tud de la multiplicidad de acciones ciones esenciales de salud pública, lud que en su implantación y sus
que ello requiere. articulación de la prestación de ser- acciones permitan logros sosteni-
vicios, vigilancia del aseguramiento bles económicamente e irreversibles
En el marco de las orientaciones estra- y redistribución compensatoria del socialmente;
tégicas y programáticas de la OPS, financiamiento sectorial;
correspondientes a los cuadrienios • el favorecimiento de políticas que
d) divulgación e intercambio de ex-
1995–1998 y 1999–2002, del Plan permitan el incremento continuo de
periencias nacionales de ejercicio
Estratégico que se propone para el pe- la calidad de los servicios para lograr
de la capacidad rectora de los mi-
ríodo 2003–2007 y de las acciones de la satisfacción de la población;
nisterios de salud y del desarrollo
cooperación técnica en apoyo a los
institucional para ese propósito.
procesos de reforma sectorial, se ha • la utilización de la investigación
procurado prestar especial atención al como proceso para la adopción de
Con ello se ha querido contribuir a
fortalecimiento de la autoridad sanita- decisiones y el perfeccionamiento
que la autoridad sanitaria de los países
ria, al desarrollo de su capacidad rec- tecnológico del sistema de salud;
de la Región fortalezcan su capacidad
tora y al apuntalamiento del ejercicio rectora sectorial y su papel de liderazgo
de las FESP como ejes fundamentales intersectorial mediante avances en: • el uso del análisis de situación de
del desarrollo institucional del sector. salud para establecer políticas de
• el perfeccionamiento de su papel salud y evaluar el desempeño de los
Para ello se han concentrado esfuerzos normativo, permitiendo la flexibili- sistemas sanitarios;
programáticos regionales y de país en dad necesaria para la identificación
actividades dirigidas a: y solución de los problemas, tanto • el fomento de la investigación en
nacionales como locales, dentro del salud pública y en servicios de salud
a) la elaboración, diseminación y marco del proceso de descentraliza- para dirigir las políticas de salud en
promoción de un marco de refe- ción; favor de mayor equidad;
rencia conceptual y operativo del
papel rector de los ministerios de • la contribución a que la participa- • la evaluación del nivel de satisfac-
salud en el nuevo contexto de la ción social desempeñe un papel de- ción de la población con el objeto

322
de vigilar el efecto de las políticas y la acción conjunta de todos los paí- nal en este campo, de vertientes múl-
sobre los usuarios de los servicios. ses de la Región en torno al mejora- tiples en su contenido y en los proce-
miento de la salud de nuestros pue- sos necesarios para ponerlo en prác-
• el desarrollo de la capacidad de aná- blos. Para ello resulta fundamental tica. Este conjunto de actuaciones
lisis de las demandas y conflictos intensificar la colaboración en cuanto resulta central para el trabajo futuro
surgidos desde la sociedad civil y de al fortalecimiento de la función rec- de la OPS, tanto en el ámbito regio-
las respuestas ofrecidas y sus conse- tora de las autoridades sanitarias nal como en cada uno de los países
cuencias en las políticas públicas de como eje para un buen desempeño de miembros. Con todo, dicho pro-
salud. las FESP y consecuentemente para el grama no puede quedar limitado a los
mejoramiento de la práctica de la sa- esfuerzos de la Organización, ya que
El desarrollo de estas tareas requiere lud pública. trasciende su campo de acción. De
nueva capacidad profesional, un am- modo natural, un programa de estas
plio desarrollo de instrumentos legis- El ejercicio de medición del desem- características reúne a otros actores
lativos que les den fundamento, y una peño de las FESP en 41 países y terri- internacionales del campo de la salud
reorganización de la estructura y el torios de las Américas, sustentado (bilaterales, multilaterales, institucio-
funcionamiento de los ministerios de tanto en la operacionalización de un nes de financiamiento internacional
salud para poder cumplir con dichos marco de acción renovado en materia y fundaciones privadas), así como a
cometidos. En muchos de los casos no de salud pública como en el imperativo agrupaciones subregionales de salud y
se trata sólo de una reorganización ad- de fortalecer el papel rector de las auto- distintos actores decisivos dentro de
ministrativa sino más bien de una ridades sanitarias (tal como se discute los países, especialmente las autorida-
reingeniería profunda que requiere en las primeras tres partes del libro), des sanitarias y las instituciones for-
fortalecimiento institucional, desarro- ha arrojado resultados que demandan, madoras e investigadoras en salud
llo de la fuerza de trabajo e inversión como seguimiento inmediato, esfuer- pública, y requiere de los aportes de
bien dirigida. En los años venideros, zos importantes de desarrollo institu- dichos actores.
la OPS, dentro de sus esfuerzos enca- cional y fortalecimiento de la infraes-
minados a apoyar el desarrollo de los tructura a fin de mejorar la práctica de El espíritu de colaboración entre paí-
sistemas y servicios de salud y los pro- la salud pública en la Región. ses y organismos debe caracterizar la
cesos de reforma sectorial en los países cooperación internacional tanto téc-
de la Región, deberá conceder alta La magnitud y complejidad de la ta- nica como financiera en apoyo al de-
prioridad a las acciones de coopera- rea, como ha podido verse en los capí- sarrollo y fortalecimiento de la salud
ción tendientes a consolidar el ejerci- tulos precedentes de esta cuarta y úl- pública en nuestros países a fin de
cio de la función rectora sectorial de tima parte, aún requieren desarrollos mejorar, en última instancia, la salud
la autoridad sanitaria a través del for- conceptuales, metodológicos e instru- de nuestros pueblos. En este sentido,
talecimiento de la capacidad institu- mentales que trascienden los confines resulta fundamental para los países de
cional para ese propósito. nacionales y que pueden beneficiarse las Américas mantener un diálogo y
de esfuerzos conjuntos de países y or- una colaboración estrecha con los
ganismos internacionales de coopera- organismos bilaterales, multilaterales
2. La necesidad de ción en salud. Ello permitirá sumar y privados, por una parte, y con los
cooperación internacional esfuerzos, compartir experiencias exi- bancos de desarrollo, por la otra, de
para mejorar la práctica tosas y fallidas, identificar espacios de tal manera que se logre el máximo de
de la salud pública actuación conjunta y crear economías convergencia posible entre la coopera-
de escala para avanzar con más celeri- ción técnica y la cooperación finan-
El centenario de la OPS, que conme- dad y firmeza en este empeño. ciera. Esto es especialmente impor-
mora la colaboración sanitaria de los tante en el ámbito de las reformas
países de las Américas a lo largo de un De ahí la importancia de ir hilva- sanitarias sectoriales que tienen que
siglo, supone un escenario inmejora- nando gradualmente un programa o enfrentarse a la necesidad de definir la
ble para la cooperación internacional “agenda” de cooperación internacio- forma en que nuestras sociedades han

323
de responder a las necesidades de las siendo perfeccionados y ajustados a nerar economías de escala en su de-
personas; en el desarrollo de la capaci- la evolución conceptual, a las rea- sarrollo. De igual importancia será
dad institucional de las autoridades lidades cambiantes, a la evolución adecuar la elaboración de los ins-
sanitarias para el ejercicio de la fun- tecnológica y a los arreglos institu- trumentos y la definición de las va-
ción rectora dentro del sistema de cionales y organizativos de la salud riables ponderadas en el ejercicio
salud, y en el fortalecimiento de la in- pública en la Región. Los avances subnacional con la definición de
fraestructura necesaria para mejorar el logrados hasta ahora deben servir competencias que cada país tenga
desempeño de las FESP y con ello al- de base a un proceso creciente para la autoridad sanitaria en los
canzar mejoras sustantivas en la prác- de revisión y validación de las va- distintos niveles del Estado (nacio-
tica de la salud pública. riables, indicadores y formas de nal, intermedio y local).
medición que permitan que el ins-
trumento tenga un grado de obje- 3. De particular importancia resultan
3. Hacia una definición tividad creciente y una conexión el desarrollo y perfeccionamiento de
de aspectos prioritarios directa con la adopción de decisio- metodología e instrumentos para
y procesos críticos que nes y la asignación de recursos planificar y gestionar el fortaleci-
deben orientar la para el desarrollo de la infraestruc- miento de la infraestructura, el de-
cooperación internacional tura de salud pública, de modo sarrollo institucional de la autori-
que se convierta en una herra- dad sanitaria y el mejoramiento
La riqueza de las experiencias genera- mienta de uso común para la au- general de la práctica de la salud
das a lo largo de los tres años de toevaluación, para diagnosticar pública. Esta línea de acción tiene
desarrollo y puesta en marcha de la necesidades de inversión y para que estar en consonancia con los
Iniciativa “La Salud Pública en las gestionar mejoras en la práctica. demás procesos nacionales de pla-
Américas”, la información arrojada por nificación y diseño de la inversión
el proceso continental de evaluación 2. Se torna cada vez más necesario sectorial, de manera que no ter-
del desempeño de las FESP que son avanzar en el desarrollo de instru- mine por ser un ejercicio paralelo
competencia de la autoridad sanitaria, mentos de medición del desempeño y hasta cierto punto vertical que
en 41 países y territorios, y el compro- de las FESP de carácter subnacional, signifique un costo de oportuni-
miso asumido e internalizado por las tanto para el contexto de los esta- dad para el resto de los esfuerzos
máximas autoridades de salud de los dos unitarios como de los estados organizados de desarrollo del sec-
países miembros de superar las debili- federales. La base que hoy se tiene tor. El capítulo 13 plantea algunas
dades y potenciar las fortalezas identi- para medir el desempeño de las de las directrices fundamentales
ficadas tras efectuar la medición de las FESP por parte de la autoridad sa- que hay que tomar en cuenta para
FESP, permiten avanzar en la defini- nitaria nacional puede llevarse al avanzar exitosamente en esta tarea
ción de algunas áreas prioritarias de ac- escenario de los niveles interme- y analiza algunos de los obstáculos
ción para la cooperación internacional dios (provincias, estados, regiones, y oportunidades que se presentan
y de ciertos procesos críticos que las etc.) y de los niveles locales (mu- en este camino. Los ejercicios na-
viabilicen, creen sinergias entre ellas y nicipios, condados, parroquias), y cionales de medición del desem-
establezcan economías de escala. con ello aumentar el poder de reso- peño de las FESP constituyen un
lución tanto del proceso como de punto de referencia que ayuda a
Como un esbozo preliminar, y de ma- los instrumentos, acercando el ejer- definir los ámbitos de interven-
nera muy sucinta, los aspectos priorita- cicio a realidades operativas especí- ción y las necesidades de recursos
rios para la cooperación en este campo, ficas que pueden permitir desarro- para el fortalecimiento institucio-
en los años venideros, pueden resu- llar acciones correctivas con mayor nal. No obstante, en la medida en
mirse de la manera siguiente: celeridad. Conviene hacer esto con que, como se señala en los puntos
cierto grado de armonía regional o 1 y 2 que anteceden a este párrafo,
1. Los instrumentos de medición del subregional a fin de poder identifi- se logre ir perfeccionando el poder
desempeño de las FESP deben seguir car líneas de acción comunes y ge- de resolución del instrumento y se

324
pueda ir avanzando en la medición luación económica y sanitaria de ción a distancia basada en internet
del desempeño de las FESP a nivel las intervenciones, y de lugar a una y de recursos de información para
subnacional, los ejercicios de pla- optimización de las formas de or- el desarrollo profesional en mate-
nificación y gestión del mejora- ganización institucional para eje- ria de salud pública.
miento de la práctica cobrarán cutar las FESP.
mayor pertinencia y estarán cada 6. La evolución de los conceptos de
vez más cerca de la trinchera ope- 5. Muy poco podrá avanzarse en la prácticas sociales y funciones esen-
rativa. mejora de la práctica de la salud ciales de salud pública, el avance al-
pública si no se otorga la impor- canzado en materia de medición de
4. Un área que apenas comienza a ser tancia adecuada a las acciones de desempeño de las FESP y el cre-
explorada y develada, y que re- fortalecimiento institucional y crea- ciente interés en definir e instru-
quiere una profundización mucho ción de capacidades nacionales, sub- mentar procesos de mejora de la
mayor en su desarrollo conceptual regionales y regionales para el desa- práctica de la salud pública, todo
metodológico y aplicativo, es la rrollo de la fuerza de trabajo en ello resultado de la Iniciativa Salud
que hace referencia al desarrollo de salud pública. Los capítulos 13 y Pública en las Américas, abren la
marcos de análisis del financia- 15 exploran en forma detallada los puerta al mismo tiempo que de-
miento, gasto, costeo y presupuesta- aspectos conceptuales e instru- mandan nuevos espacios de discu-
ción de las FESP. El capítulo 14 mentales asociados con este eje sión conceptual, desarrollo metodoló-
ofrece un examen muy preliminar fundamental del fortalecimiento gico y diseño instrumental sobre la
sobre el tema, propone algunos de la infraestructura. Se plantea articulación de las FESP con el resto
abordajes iniciales, identifica una así, un abanico de posibilidades del sistema de salud. En esto se in-
serie de interrogantes al respecto y que será importante discutir, al in- cluyen, entre otras, áreas como:
deja entrever el largo camino que terior de cada país, para identificar
falta por recorrer en esta dirección. el énfasis que es necesario dar al • la relación de las FESP con la
Buena parte de la tarea consiste en desarrollo y mejoramiento de las Atención Primaria en Salud,
mejorar la capacidad de identificar, competencias de los trabajadores
con mayor precisión, las fuentes de de la salud pública. Las acciones • el impacto de las FESP en la reo-
recursos y los objetos de gasto que deberán dirigirse, por una parte, al rientación de los servicios con
se relacionan con las FESP. Sin personal ubicado actualmente en criterios de promoción,
embargo, resulta más importante los servicios que desempeñan ta-
la definición de funciones de pro- reas relacionadas con el ejercicio • la vinculación entre el estableci-
ducción de los distintos compo- de las FESP, y por otro lado, de miento de objetivos sanitarios y
nentes que conforman las FESP, de manera complementaria, a las ins- la medición del desempeño de
manera tal que pueda existir una tituciones académicas que se ocu- las FESP,
base apropiada para su costeo. Con pan de la formación e investiga-
ello podrá tenerse una indicación ción en salud pública, a fin de • la influencia de las FESP en los
mas precisa de la magnitud y dis- hacerlas más relevantes y pertinen- procesos de formulación de po-
tribución de los recursos necesarios tes en los procesos de mejora- líticas, diseño de estrategias y
para poder sostener las operaciones miento de la práctica de la salud planificación sanitaria, y
y acometer la inversión requerida pública. En este sentido los esfuer-
en el ejercicio de las tareas funda- zos innovadores de carácter cola- • el replanteamiento de los progra-
mentales de la autoridad sanitaria. borativo multiinstitucional, como mas categóricos o tradicionales
Estos niveles de gasto tienen en la el Campus Virtual de Salud Pú- de salud pública que implican
actualidad una dimensión inercial blica y Gestión Sanitaria, resultan intervenciones sustantivas de ca-
e histórica, pero todavía no se des- cruciales para alcanzar a grandes rácter poblacional y de atención
prenden de una base sólida de cos- números de profesionales de la a las personas (inmunizaciones,
teo que permita una adecuada eva- salud pública a través de la educa- control de vectores, prevención y

325
control de enfermedades trans- las FESP, la formulación de planes pública que registre, analice, com-
misibles y no transmisibles salud nacionales de mejora de la práctica y pare y agregue valor a la informa-
ocupacional, etc.) a la luz de las de desarrollo de la fuerza de trabajo ción disponible y constituya, de
FESP y de la óptica de desarrollo en salud pública, y los procesos de es- esa forma, un recurso de informa-
institucional y fortalecimiento tablecimiento de objetivos sanitarios ción e inteligencia en apoyo a los
de la infraestructura que está en nacionales, subregionales o regiona- esfuerzos de los países en este
ellas implícita. les. Crecientemente, los países del campo.
continente están desarrollando
En cuanto a los procesos críticos que procesos de planificación estraté- 4. Cercanamente, relacionado con el
pueden viabilizar las acciones priori- gica del sector y de establecimiento punto anterior esta el tema del fo-
tarias arriba señaladas cabe apuntar, de objetivos de mediano y largo mento y consolidación de redes insti-
entre otros, los siguientes: plazo referidos tanto a aspectos de tucionales de intercambio y coali-
resultados sanitarios (reducción de ciones interagenciales que apoyen la
1. Es importante avanzar en la insti- la mortalidad y la morbilidad, me- evaluación del desempeño de las
tucionalización nacional y en la rea- jora en la calidad de vida y abati- FESP y la mejora de la práctica de la
lización periódica de los ejercicios miento de los riesgos para la salud), salud pública. Para ello será funda-
de evaluación del desempeño de las como a los procesos intermedios mental propiciar la participación
FESP. El desafío es pasar de un pro- que resultan necesarios para alcan- de instituciones nacionales que se
ceso de autoevaluación auspiciado zar las metas trazadas en materia apropien del bagaje conceptual y
por la cooperación internacional a de resultados (organización de la metodológico que ha sido consoli-
una dinámica permanente, de ca- atención a la salud, evaluación del dado durante el desarrollo de la
rácter periódico, en la que el ejerci- desempeño del sistema, interven- Iniciativa Salud Pública en las
cio se implante por cada país como ciones intersectoriales, ejecución Américas, lo diseminen y reproduz-
una parte integral de los procesos adecuada de las FESP). Este es un can en sus ámbitos de actuación
de desarrollo de la infraestructura y territorio casi virgen al mismo y lo perfeccionen progresivamente
mejora permanente de la práctica tiempo que fértil en muchos de los ofreciendo un desarrollo apropiado
de la salud pública. Esto supone países de las Américas y puede con- a las circunstancias específicas de
que la medición del desempeño de vertirse en un catalizador de los es- los países. La construcción de esta
las FESP sea visualizada, con las fuerzos encaminados a mejorar la masa crítica en la Región será el
adaptaciones del caso que cada país práctica de la salud pública en el conducto para propiciar un inter-
estime pertinentes, como un com- continente. cambio horizontal mas intenso y
ponente del tablero de mandos que para potenciar la cooperación entre
tiene que ser puesto en acción para 3. Las experiencias que se han ido ad- países en este campo. Pero para que
evaluar y mejorar el desempeño de quiriendo en el campo de la medi- este tipo de esfuerzo fructifique será
los sistemas de salud; como un ter- ción del desempeño de las FESP y necesario extremar la colaboración
mómetro y un acicate para la ac- de las acciones encaminadas hacia de las agencias internacionales de
ción que permiten a la autoridad la mejora de la práctica de la salud cooperación técnica y financiera,
sanitaria mantener la guardia en pública deben ser documentadas tanto bilaterales, como multilatera-
alto para poder llevar a cabo una e intercambiadas entre los actores les y privadas a fin de que sus ac-
parte crucial de las actividades que interesados tanto en el ámbito de tuaciones sean convergentes y re-
constituyen su razón de ser. los países como internacional- dunden en una potenciación de la
mente. En este sentido resultaría capacidad institucional de los paí-
2. De crucial valor estratégico y co- de gran utilidad la consolidación de ses para acometer los desafíos a los
yuntural resultará el desarrollar los un centro de acopio y diseminación que se hace referencia en este libro.
aspectos conceptuales e instrumenta- de la información y de las lecciones
les para garantizar una vinculación aprendidas (observatorio o “clearing- 5. El complemento a los cuatro pro-
entre la medición del desempeño de house”) sobre la práctica de la salud cesos críticos antes señalados es la

326
abogacía y promoción sostenidas, instancia, ensanchar los márgenes sible conseguir mejoras en la practica
tanto en los países como entre la co- de la calidad de vida y de la segu- de la salud pública. Si esto acontece
munidad internacional, de los desa- ridad humana. habremos sabido repensar nuestro fu-
fíos las posibilidades y la relevancia turo y contribuir a un desarrollo hu-
de la salud pública para obtener En el mundo de hoy queda cada vez mano integral que, como diría el pro-
mejoras en la salud de las personas, mas claro el hecho de que el quehacer fesor Amartya Sen —premio Nobel de
para contribuir a la reducción de la de la salud pública y su traducción Economía—, ensanche las libertades
pobreza, para abatir las iniquida- material en las FESP son un bien pú- humanas y la dignidad y haga posible
des en salud y en el acceso a los blico global. En esa medida la coope- la expresión plena de las potencialida-
servicios de atención, para avanzar ración internacional en este campo des de los individuos y las sociedades.
en la consecución de las metas de cobra un carácter prioritario y de- La iniciativa la Salud Pública en las
desarrollo para el milenio trazadas manda esfuerzos especiales que hagan Américas ha querido contribuir mo-
por el Sistema de las Naciones posible la construcción de procesos destamente a este empeño y este libro,
Unidas, para afirmar una cultura convergentes, tanto al interior de los como obra colectiva que se alimenta
de la salud y de la vida, para cons- países como mas allá de las fronteras del esfuerzo de miles de trabajadores
truir entornos saludables, para ase- de las naciones, encaminados a forta- de la salud pública en el continente,
gurar el acceso universal a la aten- lecer la infraestructura y a contribuir busca dejar constancia de ello.
ción a la salud y para, en última al desarrollo institucional que hará po-

327