Está en la página 1de 1

9 de setiembre de 2022.

A LOS 28 AÑOS DE LA PRIMERA PRODUCCIÓN DE AGUA PESADA

El 9-9-1994 la Planta Industrial de Agua Pesada (PIAP) concretaba su primera


producción.

Nuestras tres centrales nucleares de potencia trabajan de manera segura con la


tecnología de agua pesada y uranio natural/levemente enriquecido que hoy en día
dominamos, después de muchos años de trabajo e inversión. Una de las más
grandes y exitosas inversiones para sostener esta línea tecnológica fue la
construcción de la PIAP, una verdadera joya tecnológica que necesitamos para
proveer de agua pesada de altísima calidad a nuestras centrales presentes y futuras
y a los reactores de investigación que fabrica y exporta INVAP.

Esta línea nos da autosuficiencia tecnológica y seguridad energética.

La PIAP está parada desde 2017, deteriorándose, mientras nuestro país se ve


obligado a importar ese elemento esencial por muchos millones de dólares para
continuar la operación de las centrales nucleares. Esta situación va a contramano
de la proclamada intención de ahorrar divisas por sustitución de importaciones y
de priorizar actividades con alto valor agregado y generación de empleo de
calidad.

APCNEAN viene alertando desde hace muchos años sobre esta situación.

Pedimos enfáticamente al gobierno nacional que concrete finalmente la decisión de


poner en marcha la PIAP.

Secretariado Nacional de APCNEAN