Está en la página 1de 19

Características y déficits inherentes a la hospitalización infantil Por: Luis Rodríguez Bausá. Profesor de la Escuela Universitaria de Magisterio de Toledo.

e-mail:Luis.Rodríguez@UCLM.es PRESENTACIÓN: En primer lugar se abordan los efectos de la hospitalización infantil, fundamentalmente en lo que respecta a las reacciones ansiosas. A continuación se analizan las fases de adaptación del niño al hospital o enfermedad y su repercusión en el desarrollo psicoevolutivo. Finalmente se revisan los conceptos y pautas de intervención educativa para paliar la depresión infantil posthospitalización, así como las intervenciones necesarias para eliminar los déficits atencionales y afectivos que se puedan producir en estos niños/as PALABRAS CLAVE: Hospitalización, enfermedad, intervención psicopedagógica, pedagogía hospitalaria, agentes estresores, déficits afectivos y atencionales CARACTERÍSTICAS Y DÉFICITS INHERENTES A LA HOSPITALIZACIÓN INFANTIL 1.- ACLARACIÓN DE CONCEPTOS. El concepto de salud ha ido evolucionando a lo largo de los tiempos de acuerdo a parámetros de bienestar modélicos en cada sociedad. En la actualidad, y a propuesta de la O.M.S. se considera que el estado de salud es más que la ausencia de enfermedades, sino que es un estado de buena adaptación de crecimiento y desarrollo. Los estímulos de tensión física, psicológica o social pueden afectar a niño/a y ocasionar una alteración de su equilibrio adaptativo. En estos casos sus defensas psicológicas, así como sus mecanismos de adaptación conductual y social se ven también alterados. Para el niño/a , la hospitalización o la enfermedad es un estímulo altamente desencadenante de estrés, el niño/a no sabe lo que es la enfermedad, sobre todo si es muy pequeño, ni comprende a qué es debido su dolor, No entiende porqué sus padres lo abandonan, y porqué se le introduce en un ambiente extraño, privándole de sus amigos/as, objetos y juguetes. Esto desencadena reacciones que pueden ser muy variadas, y que van desde simples lloros al mutismo absoluto, pasando por rehuir cualquier contacto personal o estar permanentemente dependiente del personal sanitario. Recordemos que los efectos del hospitalismo , se conocen, y están descritos desde hace mucho tiempo, y no solo referido a centros clínicos, sino también a guarderías, orfanatos y hogares infantiles.

En general. En edades escolares se produce un temor por la naturaleza física de la enfermedad. Adolescente: se produce ansiedad en relación con la pérdida de independencia. y que se suelen presentar con ingresos en centros hospitalarios. y que es mejor conocer los problemas posibles anticipándose a ellos. Le supone un problema la separación de los objetos deseados. de manera muy resumida. responde de forma global. Niño/a de 1 a 3 años: miedo a la separación y al abandono. control o identidad. También se manifiesta preocupación por la pérdida de intimidad. no es menos cierto. Respecto a la significación de la enfermedad y la hospitalización para el niño/a podemos afirmar. sino a la propia reclusión en el centro hospitalario". circunstancia o conducta concreta. Percibe la enfermedad como una causa externa. lo siguiente: • • • • • Lactante: cambio de rutina y ambientes familiares. En este período la ansiedad por esta causa es máxima. Más recientemente. . y con todas las excepciones posibles. maestros. Más de 3 años: miedo al dolor o lesión corporal. Entiende la enfermedad como un castigo por haber hecho algo mal. en las que los periodos de ausencia escolar son habituales. y es capaz de explicarla.Se entiende por síndrome de hospitalismo todas aquellas reacciones emocionales y conductuales que puede sufrir un niño/a que precisa ser hospitalizado. Percibe el órgano o proceso que funciona mal como causa de enfermedad. Luna y colaboradores lo han definido como: " La serie de trastornos que sufre el niño/a internado como consecuencia de la carencia más o menos larga del clima familiar. Tolera mejor la separación que los menores. con la consiguiente separación de su familia y su casa. que incluye la separación de la madre. que pueden producirse. y a efectos prácticos la mayoría de los efectos derivados del hospitalismo pueden extrapolarse a aquellas situaciones en las que el niño/a permanece también en el hogar debido a enfermedades invalidantes o crónicas. Hay preocupación por la separación del grupo de compañeros/as y de la capacidad de mantener su relación en el grupo. pero localizada en el cuerpo. educadores y psicólogos. la introducción en un ambiente extraño y la carencia de las relaciones afectivas propias del individuo" Aunque en los países desarrollados rara vez observamos casos severos debido fundamentalmente a la labor de pedagogos. Relaciona la enfermedad con una situación. Rene Spitz describe este síndrome como : "el deterioro progresivo que aparece en los niños/as hospitalizados desde los primeros días de su vida y que no puede atribuirse ni a infecciones ni a deficiencias higiénicas.

reaccionará de una manera distinta aunque los síntomas del síndrome sean específicos. sentimientos de competencia o insuficiencia. trastornos de alimentación y alteraciones del sueño" Junto estos síntomas consecuencias: • directos. Veamos algunas referencias al respecto: los menores de 3 años por lo general son los más vulnerables a la separación de sus padres. trastornos de alimentación. cabría igualmente hablar de otras • • • • • Regresión o reaparición de modelos sociales inmaduros. En las enfermedades crónicas se manifiestan además importantes repercusiones en el desarrollo de la personalidad del niño/a. el período de tiempo que conlleve ésta etc.Además de este síndrome de hospitalismo. ansiedad o tristeza. Déficits perceptivo-motores. desinterés. reaparición de miedos primitivos. Si la hospitalización va a ser larga . y por último dificultades de concentración y aprendizaje. rechazo y desesperación. como José Antonio Cieza llegan incluso a describir como un síndrome independiente el del niño enfermo. dependencia excesiva de la madre. Impidiendo o dificultando la integración completa en las actividades físicas que forman parte de la vida escolar. Produciendo disturbios en las relaciones del niño/a con sus compañeros de escuela. algunos autores. causándoles miedo. otros. irritabilidad. Disminuyendo el rendimiento escolar: distraibilidad. Sus actitudes son de protesta. definiéndolo como: " el malestar la incomodidad o el dolor suelen producir inquietud. Algunos niños/as lo superan con mucha rapidez. las enfermedades afectarán al niño/a en alguna medida: • • • • • modificando su carácter y personalidad. conducta exigente o agresiva. baja motivación etc. Somatizaciones al margen de la enfermedad o mantenimiento psicógeno de síntomas una vez curada. especialmente por la ansiedad y angustia que aquellos generan ante el riesgo y padecimiento del hijo/a. Depresión: desánimo. familiar o escolar. ya que no entienden el motivo de esta situación y la interpretan como un abandono o un castigo. hiperactividad. conductas estereotipadas de carácter ritual y fases hipocondríacas transitorias Interpretación errónea de la enfermedad. En este sentido. y en su funcionamiento social. Amnesia o estados pseudodelirantes. variaciones de carácter. fatiga. la edad en el momento de la hospitalización o en el que se le manifieste la enfermedad. Cada niño/a según su propia personalidad. Alterando las relaciones padres-hijos. disminución de la capacidad de compartir cosas con los compañeros o hermanos. uniendo a veces el tratamiento a un miedo o ansiedad de mutilación corporal. por el contrario tardan mucho tiempo en superarlo e incluso hay quien no lo consigue.

. En numerosas ocasiones. como es el lugar donde va a permanecer. Los estudios de Schaffer y Emerson mostraron que la figura cuyo alejamiento producía mayor ansiedad de separación en los niños/as era la madre. A los niños/as un poco mayores hay que explicarles las causas del ingreso . Se acuñó el término denominado "ansiedad de separación" como la variedad de respuestas que presenta el niño/a ante la separación prolongada de la figura materna. Antes de la hospitalización y con el fin de atenuar la ansiedad del niño/a y las consecuencias negativas que pueden surgir. Los estudios de los efectos negativos de la separación materna se remontan a comienzos de siglo. cuando finaliza el período de hospitalización y el niño/a regresa al hogar.. De esta manera disminuirá su ansiedad y se atenuarán sus temores. llegando a estar completamente pasivos. padecen ansiedad y fobia ante médicos. alteraciones del sueño etc. Debido a la misma comenzaron a mostrar un retraso motor evidente. como ya dijimos al hablar del síndrome del niño/a enfermo. para prevenir en lo posible los efectos de la hospitalización de un niño/a pequeño hay que tomar medidas antes de ingresar al niño/a y sobre todo. higiene.) pero sin embargo con importantes carencias afectivas. durante la permanencia en el hospital. enfermeros/as y cualquier persona o lugar que asocien con un hospital. pero las investigaciones más importantes fueron realizadas recientemente por Spitz en la década de los setenta. manifestando alteraciones alimenticias. mientras que muy pocos mostraban dicha respuesta ante la separación del padre.es necesario llegar a acuerdos que garanticen la presencia de la madre el máximo tiempo posible. Por todo ello. cuidados. se vuelven más llorones y sensibles. su coordinación ocular era deficiente. al ser separados de sus madres rompen a llorar. aparecen conductas regresivas comportándose como si fuera un niño/a más pequeño. Los bebés menores de 1 año presentan extrañeza y ansiedad ante la separación de sus padres y de su hogar. en proporción directa con la duración de la carencia a la que el niño/a está sometido: • Carencia afectiva total: en la cual los niños/as tenían sus necesidades físicas cubiertas (alimentación. es aconsejable explicarle al niño/a donde va a ir. su expresión se volvió . En general. e incluso no está de más llevarles al hospital para que conozcan el lugar y se familiaricen con él. rechazan a cualquier otra persona y los intentos para consolarlos resultan estériles. abuelos o hermanos/as. Cuando la madre reaparece el niño/a se aferra a ella de una forma intensa y posesiva. Spìtz definió dos formas de carencia afectiva que contribuían a un deterioro progresivo del desarrollo. la enfermedad que padecen o la operación a la que van a ser sometidos. animándoles y haciéndoles ver que es lo que les va a pasar. que se le va a hacer y porqué .

a la hora de afrontar una correcta intervención psicoeducativa. El hospital es un hecho estresor por si mismo. mostraban cambios llamativos en sus conductas. pasando de una conducta inicial de lloro a una de retraimiento y postración con total desinterés por el mundo exterior. cabeceos espasmódicos y un retraso en el desarrollo. . Posteriormente se producían problemas de insomnio. el retraso motor se agrava y va dando lugar a la letargia. Aparecen problemas de comunicación que agravan sus problemas.• vacía y se daban movimientos atetósicos típicos de niños con problemas neurológicos Carencia afectiva parcial: en la que a pesar de que los niños/as eran atendidos algunas horas por sus madres. alimentos. autonomía y competencia. en definitiva todos los signos y símbolos del lenguaje no verbal están deficientemente presentes. Restricción del espacio vital y de la movilidad. Falta de información. así como una generalización del retraso motor y rigidez facial. nuevos horarios. el contacto físico. falta de estimulación social etc. los lloros cesan y son reemplazados por gruñidos.. A partir del tercer mes de privación la rigidez facial se establece.-EFECTOS DE LA HOSPITALIZACIÓN Y AGENTES ESTRESORES. Además de esto. pijamas etc.algo similar nos va a suceder con los niños/as que deben permanecer en sus casas por enfermedad. que implica además muchas otras situaciones nuevas estresoras. De modo sucinto podemos enumerar los siguientes agentes estresores mas habituales: • • • • • • • • Separación de los padres y ausencia de familiares Inclusión en un medio extraño y desconocido Pérdida de control. La experiencia del dolor Intervenciones quirurgicas Asimismo. a la que denominó "depresión anaclítica". y debemos contar con ello. pérdida de actividades escolares. Cuando la madre era restituida entre el 3 y 5º mes permanecía como secuela un retraso en el desarrollo. Despersonalización. pérdida del ambiente familiar. y si estas insistían en contactar con ellos/as lloraban o gritaban. exploraciones dolorosas. hay que considerar que habitualmente el personal sanitario no suele jugar con ellos/as.. y se acentuaba la tendencia a contraer enfermedades. Durante la misma ignoraban a las personas que se les acercaban. y dialoga con el/a casi exclusivamente sobre los cambios en su enfermedad. caracterizado por pasividad e inexpresión. El agravamiento del cuadro llevaba a una desorganización total de todas las funciones vitales 2. Las caricias. y si la privación duraba más el niñó/a entraba en un cuadro análogo al del "hospitalismo". el niño/a debe adaptarse súbitamente a nuevos horarios.

sin capacidad de identificar las amenazas objetivas inmediatamente que explique la razón de dichos acontecimientos. Señalamos a continuación los más habituales en palabras de Mª Pilar Palomo: • • • • • • • • • • • • Problemas de alimentación como rechazo o hiperfagia. FASES DE ADAPTACIÓN DEL NIÑO/A AL HOSPITAL Son las fases habituales por las que pasa el niño/a en su intento de adaptarse al proceso hospitalario como consecuencia de la separación de la madre y las carencias afectivas a las que está expuesto. no debemos olvidar que también existen algunas manifestaciones motoras que suelen darse en el niño/a ansioso: la mayoría de ellos/as sufren un estado de inestabilidad psicomotriz. la ansiedad en su forma más simple puede definirse como un temor adquirido. sudores. Es frecuente encontrar trastornos cardiovasculares ( palpitaciones. taquicardia. como pérdida de la voz. Existen un buen número de estudios que ponen en evidencia los efectos negativos que provoca la hospitalización infantil. alteraciones del pulso. Reacciones de ansiedad 3.. Mutismo. con una incapacidad de permanecer en repaso y de concentrar su atención de forma estable. diurna o nocturna Regresión a niveles de comportamiento más primitivos y pérdida de los niveles adquiridos previamente. hiperventilaciones.. cefaleas. personal .Según Mischel.. acompañado de un estado de excitación fisiológica autónoma. o fobias a la oscuridad. Movimientos espasmódicos involuntarios de la cara o de los párpados. vómitos. SINTOMATOLOGÍA DE LA REACCIÓN ANSIOSA EN EL NIÑO/A El principal síntoma psicológico se caracteriza por un sentimiento inconsciente de temor o peligro. agujas. el niño/a es incapaz de concentrar su atención de forma estable. la experiencia de ansiedad contiene un profundo sentimiento de temor ante un peligro inminente. Síntomas histéricos . procedimientos diagnósticos Miedo a la muerte. vértigos. Obsesiones o alucinaciones sobre funciones corporales. Enuresis o encopresis. como insomnio. síntomas gastrointestinales (estreñimiento.. Depresión.. inquietud o ansiedad.) temblores. han sido descritas por Robertson: .) alteraciones respiratorias (jadeos. diarreas. regresión autista a grados de incomunicación o retraimiento en el contacto con la gente. Por otro lado. náuseas. pesadillas. 4. disnea nerviosa). A nivel fisiológico se observa gran cantidad de excitaciones y de dolores orgánicos. Terror a los hospitales. Alteraciones del sueño. opresión torácica.

ANÁLISIS DE LA EXPERIENCIA DE HOSPITALIZACIÓN. No obstante. Los antecedentes personales. así como una gran tristeza.. ya que se desarrolla en un marco psicosocial. Fase de desesperación: se caracteriza por la necesidad continua y consciente de su madre. como manifiesta la ansiedad. En esta fase el niño/a suele ser considerado un mal paciente. junto con el cuestionario de conductas posthospitalarias de Vernon y colaboradores. de los que los más importantes son: que modifica el autoconcepto infantil. el niño/a tiene una fuerte necesidad de su madre y la espera basándose en una experiencia anterior en la que ella siempre respondía a sus lloros. 4.. el niño/a presenta una apatía y un retraimiento fuera de lo normal. y la escala observacional de apreciación de ansiedad de Melamed y Siegel. de las cuales. Los refuerzos que el niño recibe como consecuencia de la misma Hay que tener en cuenta también que toda enfermedad produce unos efectos psicológicos. hay que sumar lo ya escrito de sentimientos de ansiedad.• • • Fase de protesta: la cual puede durar horas o semanas. familiares e historia biográfica del niño/a que padece la enfermedad. el niño/a tiene una baja imagen de sí mismo y se vuelve vulnerable y dependiente. pero lo que realmente está haciendo es reprimir sus sentimientos. tal vez las más usadas sean la de Del Barrio. limitaciones y retrasos asociados que conlleva. Estas referencias se recogen en la bibliografía adjunta 5. Fase de negación: el niño/a muestra más interés por el entorno y esto es considerado como un signo de que está feliz. el modo en que la enfermedad va a afectar al normal proceso de desarrollo está influido por varios factores: • • • • • • La naturaleza de la enfermedad El momento evolutivo en que aparece Su pronóstico. . variando el peso de las variables sociales. como saber qué siente. en la que sus protestas y gritos no conducen a la aparición de la madre. Aparentemente el niño/a parece tranquilo y adaptado. y que la enfermedad física no puede entenderse sólo desde el punto de vista biológico. A ello. la motora y la psicofisiológica. culturales y psicológicas según el enfermo y el tipo de enfermedad. En España se viene utilizando para verificar el análisis de las conductas de ansiedad algunas escalas determinadas. así como sus rasgos de personalidad La respuesta de la familia a la enfermedad. Se trataría de saber como ha influido en el niño/a la experiencia de la hospitalización.1. que mide la conducta cognitiva. ENFERMEDAD Y DESARROLLO INFANTIL Es un hecho constatado que las interacciones entre el niño/a y su ambiente se alteran como consecuencia de una enfermedad. por ello se desespera ante esta nueva situación desconocida para él. Es la fase de mayor controversias respecto a la presencia de los padres en el centro hospitalario.

no realizar actividades sociales etc) En la infancia y juventud el dolor es percibido cuando los estímulos nocivos inciden sobre la superficie corporal o los órganos internos. los pacientes pediátricos ingresados/as manifestaron que no les gusta el mobiliario porque es feo. aspectos culturales y de aprendizaje asociados. realizar determinadas actividades unidas a la experiencia de dolor (estar sentado. aspectos atencionales etc. como pueden ser quejarse mediante lenguaje verbal o no verbal. ni los pijamas porque son todos iguales y normalmente no son de su talla. Tratamientos intravenosos Tratamientos intravenosos. que está determinada tanto por los patrones de respuesta provocados en las neuronas sensoriales por estímulos físicos. El dolor se observa mediante la conducta del dolor. y es "abandonado" allí No suele recibir ningún tipo de información sobre los acontecimientos que van a suceder en el hospital y las rutinas hospitalarias. ya que es una experiencia estresante con consecuencias sociales y psicológicas tanto para el niño/a como para sus padres.indefensión. llegar a ser más debilitante que la enfermedad misma Según North. 6. solicitar analgésicos. . Para establecer la relación madre-hijo. Modalidades terapéuticas especiales Debido a abusos. LA EXPERIENCIA DE DOLOR. El dolor es una compleja experiencia perceptual y afectiva. Observación intensiva o monitorización. tampoco los cuartos de baño. la comida tampoco es de su agrado. Lo que es un hecho evidente es que la hospitalización de un niño/a sólo debe realizarse cuando sea estrictamente necesaria. pudiendo incluso. ¿Qué piensan los niños/as de los Hospitales? En una pequeña encuesta que llevamos a cabo en el Hospital Nacional de Parapléjicos. un niño/a debe ser hospitalizado solo cuando requiera alguno de los servicios siguientes: • • • • • • • • Anestesia general. Amenazas o tentativas de suicidio. miedo e inseguridad. Además es importante tener en cuenta algunas cuestiones de especial relevancia . negligencias o maltratos. que les pinchen etc. como son: • • • No es el niño/a la persona que demanda la asistencia médica Además el niño/a es llevado al hospital por sus padres sin su consentimiento. que huele raro. acostarse pronto. su historia individual. como por el significado que dichos estímulos tengan para el sujeto. acostarse.

prosigue la pérdida de peso. exigentes. 7. la personalidad.. Después de algún tiempo.Tradicionalmente se vienen considerando tres dimensiones en la experiencia del dolor: • • • Sensorial discriminativa: cuya función es la de trasmitir la estimulación nociva informando con precisión acerca de la intensidad. Hay una tendencia a contraer enfermedades interrecurrentes. cuando este logra hacer contacto con ellos. nivel de ansiedad. tal es así que hasta el año 1975 la comunidad científica no aceptó corporativamente la existencia de la DI. el tipo de estímulo doloroso. y fue fundamentalmente gracias a autores como Spift o Wolf. tienden a asirse al observador. y mostraban un buen progreso.Primer mes: los niños se vuelven llorones. El retraso motor se acrecienta y es reemplazado por el letargo.EL PROBLEMA MAS GRAVE TRAS LA ENFERMEDAD O LA HOSPITALIZACIÓN: LA DEPRESION INFANTIL. Se inicia la rigidez facial .. Hay una detención del índice de desarrollo. Los lloriqueos cesan siendo reemplazados por gemidos. cultura. Sin embargo en la segunda mitad del primer del año algunos de ellos desarrollaban una conducta lloriqueante que estaba en señalado contraste con la anterior conducta feliz. Motivacional afectiva: la cual caracteriza al dolor como desagradable y aversivo. el retraso motor se generaliza. ansiedad etc. Es interesante comprobar como ellos mismos lo describen. lo que genera en el sujeto diversas respuestas emocionales tales como miedo. Factores etiológicos: descubrimos que todos los niños de nuestra población. en . Se inicia el insomnio. localización y cualidad de la misma. Cognitivo-evaluativa: el significado del dolor se hará en función de la experiencia anterior del sujeto. experiencias previas. Se inicia la pérdida de peso. contexto socioambiental en que se produce. el lloriqueo daba paso al retraimiento. Solían yacer postrados en sus camas desviando el rostro y negándose a tomar parte en la vida de su alrededor. tenían una experiencia en común. Cuando nos acercábamos a ellos la mayor parte de las veces se nos ignoraba. valores y creencias culturales etc. Yacen postrados en sus camitas la mayor parte del tiempo. Se ha observado una fuerte relación entre la sensación de dolor en el niño/a y el aumento de trastornos psicológicos. duración. Después del tercer mes la rigidez facial queda firmemente establecida. Tercer mes: los niños se niegan al contacto. Como factores que influyen en la respuesta al dolor por parte de los niños/as destacan: la edad. su nivel de desarrollo.. para de esta manera. que habían generado este síndrome. Cuando se habla de depresión infantil (en adelante DI) se advierte en general un cierto rechazo a aceptar la posibilidad de su existencia. tener una idea más clara de la sintomatología que ellos describieron: "En conjunto estos infantes de la Casa Cuna tenían relaciones buenas y normales con sus madres durante los primeros seis meses de vida. Segundo mes: el lloriqueo muchas veces se cambia en gemidos..

En el lado subjetivo destacan fundamentalmente los sentimientos de desgana y tristeza que son los discriminantes básicos de los sujetos que padecen una depresión. 1965. .cierto momento entre el sexto y octavo mes de vida. uno de estos dos síntomas( en el caso de los niños la disforia puede ser sustituida por irritabilidad) y cuatro más de entre los que siguen: • • • • • • • • Pérdida o ganancia de peso u oscilaciones del apetito. y que da lugar a la aparición de un sentimiento de impotencia que lleva al sujeto a suspender todo intento de actividad resolutiva 7. Existe la evidencia de que la DI . en los casos más graves el desempeño de las tareas habituales más elementales e incluso el deseo de seguir vivo. Para que se dé una depresión es necesario que esté presente por lo menos. como la adulta se da asociada a la ansiedad . La indefensión es una reflexión generada por el fracaso repetido ante el intento de solucionar problemas. es un trastorno emocional que se caracteriza por ciertas vivencias subjetivas y ciertas conductas observables.199-200). Hipermotilidad o enlentecimiento del movimiento Fatiga o falta de energía Sentimientos de desvalorización o culpa Disminución de la capacidad de pensar Dificultad para tomar decisiones Pensamientos recurrentes de muerte o suicidio o planes o intentos de hacerlo. Insomnio. tanto adulta como infantil. trastornos somáticos y cansancio que impide a los sujetos que la padecen no solo el disfrute de la vida. prácticamente ininterrumpido de tres meses. En caso de una duración menor se denominaría como trastorno emocional transitorio. Según la academia americana y en su conocido manual DSM-IV los criterios para que se de una depresión son: • • Disforia o tristeza. y esto supone que también puede pasar desapercibida. Anhedonia o ausencia de disfrute de las cosas. todos ellos fueron privados de la madre durante un período. ¿QUÉ SE ENTIENDE POR DEPRESIÓN INFANTIL?.1. sino. Estos síntomas deben estar presentes en el sujeto al menos durante dos semanas para que se pueda definir un diagnóstico de depresión. La depresión. Cuando un niño está deprimido tiene una conducta característica que permite su identificación y descripción. en el plano del comportamiento se aprecian conductas de apatía. pgs. porque los síntomas de la ansiedad son mas reconocibles y visibles que los de la depresión. En relación con la DI tiene especial importancia la obra de Seligman y su concepto de "indefensión aprendida". (Spift.

3. En el segundo se da una intensidad menor. duración. 7. Rara vez los niños/as presentan estas conductas en su totalidad. un antes y un después. o Pasa a comer mucho más. Prestigiosos investigadores han elaborado un cuestionario de detección precoz de fácil manejo. o Un niño/a que era cariñoso y de repente se vuelve huraño y desconsiderado. o Se queja más que antes de dolores o problemas corporales. TIPOS DE DEPRESION. se vuelve apagado. Las más usadas y conocidas son la "depresión mayor" y "trastorno distímico". Si se advierte que dos tercios de estas preguntas las han contestado afirmativamente deben pedir consejo técnico a un experto. o Un niño que era manejable y obediente se vuelve díscolo y difícil. y el trastorno distímico entre un 6 y un 8%. triste y malhumorado. por tanto cuando empiezan se advierte en el niño/a un cambio. pero aparece una cronificación del problema . Los cambios más frecuentes son: • • • # Cambios de forma de ser: o Un niño/a que previamente era alegre. taciturno. o Cambio en funciones mentales: o Se olvida de las cosas más que antes. pero que también puede repetirse. sino sólo algunas de ellas. o Tiene muchos más problemas para concentrarse en lo que hace.7. En el caso de la primera los síntomas presentan una intensidad preocupante y se trata de un proceso agudo que puede darse como un episodio único. o Cambia sensiblemente de peso. intensidad y pronóstico varían. o Se siente más cansado que antes. Si por el contrario las contestaciones son afirmativas por debajo de la mitad puede intentar reconducir el problema por sí mismos. o Cambio en funciones corporales o Pasa a dormir más. En función de que se trate de uno u otro tipo su tratamiento. 1 Está triste . que es el que se adjunta a continuación. o Un niño/a que era sociable y disfrutaba del juego se vuelve insociable y prefiere jugar solo.2. o Un niño que era seguro de sí se vuelve inseguro y dubitativo. o mucho menos que antes. Hoy se puede afirmar con cierta precisión que la depresión mayor se da entre un 2 y un 4%. La duración intensidad y origen de sus síntomas ha dado lugar a la aparición de distintas clasificaciones de la depresión. SIGNOS DE ALARMA. menos o más irregularmente que antes. Las DI suelen ser reactivas.

2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18 19 Está malhumorado Se queja de dolores y molestias Duerme mucho más o peor que antes Come mucho más o menos que antes Se encuentra feo Está aburrido o inactivo No quiere estar con sus amigos Se siente incapaz de hacer cosas Dice cosas desagradables Lo ve todo negro Le cuesta concentrase Ha descendido su rendimiento escolar Nada le divierte Parece descontento consigo mismo Cree que no le quieren Parece cansado Está muy irritable Se siente herido fácilmente .

sino en combinación produciendo una multiplicación de los efectos nocivos en función del número de factores que se den acumulados en un solo individuo. # Inadecuado estilo de afrontamiento # Excesiva necesidad de refuerzos # Baja autoestima. # Alcoholismo paterno. por ello es importante la labor de todos aquellos/as que estemos trabajando con los niños/as. # Incremento de las habilidades sociales: es muy . # Abuso infantil. # Estilo de control inadecuado. comida y sueño. Diversos autores/as han señalado diferentes factores desencadenantes y realmente es difícil determinar cuales de ellos son más importantes. consiguiendo que el niño/a tenga unas buenos hábitos saludables de actividad física. # Episodio depresivo previo. así como algunas enfermedades tienen su origen en una serie de factores de riesgo que no suelen aparecer por separado. # Enfermedades. # Rechazo familiar. # Deficiencia de habilidades sociales. Esto al menos como punto de partida. La detección precoz del problema y la rápida búsqueda de ayuda son los mejores predictores de una rápida solución. como causa única. # Acontecimientos vitales negativos. ¿Y cómo se hace?: evitando los factores de riesgo. # Indefensión. # Atribuciones negativas. Los problemas psíquicos. pero además hay otras cuestiones importantes como son: # El control de las emociones: tener capacidad de control de las emociones supone la posibilidad de fomentar las emociones positivas y dominar las negativas. y que el entorno familiar sea lo más armónico posible. # Separación precoz. # Hospitalización # Historia de depresión familiar. # Psicopatología materna. # Apoyo social deficiente. Para lograrlo debe ser ejercitado. Vamos a listar algunos de los más importantes: # Anomalías neurofisiológicas heredadas. # Malas relaciones familiares. # Dependencia. # Incompetencia. # Fracasos repetidos. # Muertes de personas allegadas # Problemas escolares. Por desgracia no se puede dar una respuesta única y simple a esta pregunta. Desde los tres años aproximadamente los niños/as tienen capacidad para un incipiente control emocional # Fomentar la autoestima : Un niño que se aprecia a sí mismo produce : automáticamente un incremento en la propia seguridad. # Ansiedad. # Problemas prenatales. # Hándicaps físicos. y ésta es una escudo ante la depresión.4 COMO PREVENIR LA DI. Para el tema que nos ocupa debemos considerar que Un porcentaje elevado de niños/as que han sufrido enfermedades u hospitalización prolongada sufren posteriormente de episodios depresivos que deben ser atajados lo antes posible. # Desesperanza.20 21 22 23 No tiene confianza en sí mismo Le cuesta mucho tomar decisiones Piensa que todo le sale mal Se echa la culpa de todo ¿Qué influye en la aparición de la depresión en un niño/a?. # Respuesta al estrés 7.

en el primero de los casos . y en el segundo. La gravedad de un problema atencional vendrá definida. Las dificultades atencionales más frecuentes que nos vamos a encontrar son las siguientes: # Menor capacidad para atender a la información relevante. y en otras demasiado estrecho. y se consideran como una falta de flexibilidad atencional. De forma continua las personas sufrimos algún fallo de atención. por la mayor o menor capacidad que tengamos de responder a dichas exigencias. enfermedades o intervenciones quirúrgicas importantes déficits atencionales de importancia.1... de los cuales los más importantes son los siguientes: # Disfunciones de amplitud de la atención: En algunas ocasiones los niños/as pueden tener un foco atencional excesivamente amplio. Vamos a definir un problema atencional como: Aquellos fallos en los mecanismos de funcionamiento de la atención que producen una falta de adaptación a las exigencias del ambiente o a las nuestras propias. # Menor flexibilidad para orientar adecuadamente la atención. a no poder procesar una cantidad de información que la mayoría de los individuos restantes individuos si que podría.importante estimular el contacto con amigos/as desde el comienzo # Incremento de la autoeficacia. En esta caso el sujeto está tan centrado en sus propios pensamientos . Dichos fallos pueden provocados. Un fenómeno asociado es el que se conoce con el nombre de laguna mental . por lo que el sujeto no responde a los restantes estímulos. En estos casos hablamos de discapacidad o déficit atencional. # Menor autocontrol atencional # Dificultades para mantener la atención. como por exceso. Por su parte la hiperconcentración consiste en una concentración excesiva en algún aspecto del ambiente. Su desarrollo evolutivo en este proceso no es el normal. En este sentido diremos que un niño/a tiene realmente problemas atencionales cuando: A. La falta de concentración tiene lugar cuando los niveles de concentración son bajos y pro tanto no focaliza su atención adecuadamente. 8. Técnicamente se definen como aquellos casos en los que los mecanismos de funcionamiento de atención fallan o no se utilizan adecuadamente. Por ello he creído importante incluir este apartado en estas reflexiones. Es frecuente en niños/as menores de años. pues no puede manejar toda la información que le llega. pues. El sujeto en estos casos no recuerda lo que ha hecho en un pasado reciente. ¿cuándo podemos hablar realmente de un problema de atención?.. Es el caso por ejemplo de no saber donde he dejado las llaves al poco de entrar. o bien por carecer de dichos procesos – es el caso de niños/as muy pequeños. # Problemas de concentración: tienen lugar tanto por defecto. 8. # Un menor número de automatismos adquiridos. Un caso específico de hiperconcentración es el fenómeno conocido como ausencia mental. DISFUNCIONES ATENCIONALES. B. # Fallos en la rapidez de los oscilamientos de la atención: Tienen lugar cuando el sujeto es excesivamente lento a la hora de desplazar su atención de un objeto a otro o de una tarea a otra. Esto da lugar. sino que está por debajo de su edad cronológica o mental. Con demasiada frecuencia se aprecia en los niños/as que han sufrido experiencias traumáticas como periodos de hospitalización prolongados. a una sobrecarga de información.o bien por no saber utilizarlos.Se producen desórdenes concretos que dan lugar a un cuadro psicopatológico determinado.TRASTORNOS DE ATENCIÓN EN EL NIÑO/A COMO CONSECUENCIA DE ENFERMEDADES Y HOSPITALIZACIONES. # Mayor susceptibilidad a la distracción. que generalmente obedecen a desordenes producidos por los estados de ansiedad y estrés de los que venimos hablando.

o con anemia. en concreto. Así ante la presencia de información relevante el sujeto no pone en marcha sus mecanismos atencionales y no procesa la información. o con mala salud. y que influyen en la actividad mental y conductual de un individuo. que no permanece mucho tiempo haciendo lo que se le ha indicado. ¿Se han encontrado alguna vez con un niño/a que tienen dificultades para concentrarse en una sola actividad . pero no hay que olvidar que la mayoría de los distractores son más atractivos para el niño/a que las tareas escolares. y sin ellos difícilmente pueden conseguir un ritmo atencional adecuado. y a diferencia del caso anterior el niño/a no se siente fatigado. esto es. nos percataremos de que hay algunos de ellos que pueden ser paliados o minimizados con nuestra intervención: # Trastornos orgánicos: entra de lleno en el campo que nos ocupa. casi seguro que usted se encuentra ante un niño/a hiperactivo o que presenta un déficit de atención con hiperactividad. Este fenómeno se produce especialmente en aquellos casos en los que el nivel de activación es excesivamente alto. DÉFICITS DE ATENCIÓN CON HIPERACTIVIDAD. En el caso de los problemas de atención los más importantes son la fatiga el estrés y el sueño. los cambios continuos de estimulación # Estados transitorios: son situaciones que tienen lugar en un momento mas o menos amplio de la vida de un individuo. la ansiedad que la enfermedad le produce al niño/a le produce un déficit de atención por hiperactividad. # Presencia de estímulos distractores: esta es una cuestión fácilmente evitable en numerosas ocasiones. los distractores. En algunas ocasiones. # Características de la tarea # Características personales: algunas de ellas se relacionan directamente con los déficits atencionales. no tiene los ritmos biológicos básicos armonizados. Otro ejemplo: un niño/a con vegetaciones adenoideas pueden originar una deficiente oxigenación en los centros cerebrales. que no para mucho tiempo en el mismo sitio etc? Si éste es el caso. # Impersistencia: es la tendencia repetida que un niño/a tiene a no mantener la atención durante mucho tiempo. Si analizamos las características y variables que favorecen la aparición de problemas atencionales. 8.que no atiende a nada de lo que ocurre a su alrededor.2. los introvertidos son personas que se encuentran mejor ante una estimulación no excesiva ni cambiante. En estos casos. La academia americana de . pero es que además cuestiones como mala alimentación. Suele ser frecuente en niños/as de educación infantil # Distraibilidad: se define como la incapacidad para ignorar la información irrelevante. # Fallos en los mecanismos de distribución: aun cuando contamos con suficientes recursos . # Indiferencia: tiene lugar cuando el niño/a apenas muestra interés por los estímulos que lo rodean. y en consecuencia una atención deficiente. que pasa rápidamente de una actividad a otra sin acabar lo que empieza. cuando las alteraciones de distraibilidad son muy importantes se habla de aproxesia o hiperprosexia. # Curiosidad excesiva: se produce cuando el niño/a muestra un interés excesivo por todos los estímulos del ambiente. En casos extremos. por lo que continuamente está prestando atención a todas las cosas y se da lugar a una atención totalmente dispersa. lo que produce mayor fatiga. # Fatigabilidad: es la tendencia a aparecer altos niveles de fatiga excesivamente pronto. términos clínicos cuya manifestación principal son las continuas oscilaciones de atención que dan lugar a una atención totalmente dispersa. no sabemos organizarlos bien. mientras que los extrovertidos presentan unos niveles bajos de activación cortical y prefieren como mecanismo suplementario de incremento de la activación.

y que por lo general se distribuyen en términos duales. # Es descuidado en actividades diarias. pero no es menos cierto que a veces si que se producen. # Habla en exceso. La afectividad confiere una sensación subjetiva de cada momento y contribuye a orientar la conducta hacia distintos objetivos. alegria-tristeza. Estas cuatro características constituyen los elementos esenciales para proceder al estudio psicopatológico de la afectividad: # Euforia o alegría patológica: Es una variante patológica del humor en la que el sujeto se haya en un estado de euforia o hiperactividad .DISFUNCIONES AFECTIVAS HABITUALES. # Abandona el asiento en situaciones que requieren estar sentado. En todo caso. Finalmente hay que ver si los problemas de atención que el niño/a presenta se deben a auténticas disfunciones atencionales o a déficits en otras áreas físicas o psicológicas. # Tienen dificultades para organizar tareas y actividades # Evita o le disgusta dedicarse a tareas que requieren esfuerzo mental sostenido. simplemente es que no ha adquirido la capacidad para mantener la atención durante tanto tiempo. # Tiene dificultades para mantener la atención en tareas lúdicas. que influyen en toda su personalidad y conducta especialmente en su expresión. no suelen presentarse tras enfermedades largas u hospitalizaciones. y que es conveniente conocerlas. En segundo lugar. # Está "en marcha". # No parece escuchar cuando se le habla directamente. # Interrumpe las actividades de otro o se inmiscuye en ellas. y la mayor parte de las investigaciones así lo corroboran. estableciéndose el diagnóstico diferencial en base a la presencia de los siguientes síntomas: a. en la bibliografía adjunta relaciono el manual de Concepción López Soler como un buen ejemplo para ofrecer pautas de actuación correctas..psiquiatría y la OMS en el DSM-IV se establecía una distinción entre la desatención y la hiperactividad . y que por otra parte. # Tiene dificultades para jugar con tranquilidad.. # Corre o salta excesivamente en situaciones inapropiadas. # Precipita respuestas antes de ser completadas las preguntas # Tiene dificultades para guardar turno. tales como condiciones ambientales inadecuadas. Una vez que hemos comprobado que efectivamente lo que el niño/a presenta es un déficit de atención por hiperactividad. lo mejor es que se realicen las necesarias pruebas neurológicas que descarten trastornos orgánicos y que pongamos el caso en manos de los especialistas. # No presta atención suficiente a detalles o incurre en errores por descuido. # Extravía objetos necesarios para tareas o dificultades. 9. agradable-desagradable. como placer-dolor. Voy a reseñar a continuación algunas de las más habituales. de toda vivencia se desprende siempre una afectación. El sentido común nos induce a pensar que un niño/a hiperactivo no saca provecho de su enseñanza. atracción repulsión etc. un colorido afectivo que matiza cualquier acto. # No tiene instrucciones y no finaliza tareas. La vida afectiva es el conjunto de estados y tendencias que el individuo vive de forma propia e inmediata. El ser humano no asiste a los acontecimientos de su vida de un modo neutral.Desatención : seis o más de las siguientes características.. En primer lugar hay que analizar si hay variables externas o internas que favorezcan la poca atención del niño/a. # Se distrae con estímulos irrelevantes. b. es importante conocer la edad del niño/a y su nivel de desarrollo atencional (por ejemplo. Veamos a continuación cuales son los pasos a seguir para establecer un diagnóstico definitivo. si un niño/a de educación infantil no puede estudiar durante 30 minutos seguidos no tiene un problema de atención.Hiperactividad: Seis o más síntomas de entre los siguientes: # Se mueve en exceso.

junto a un comportamiento social osado y desinhibido. se aprecia así mismo inquietud psicomotora con pensamiento atropellado. sudoración etc. + Alexitimia: Incapacidad para expresar los propios afectos a través de las palabras. debilidad en las piernas. palpitaciones. atemorizado o alarmado en una forma desagradable y con notables manifestaciones somáticas. o AINSWORD. el ambiente familiar y la experiencia social del niño/a (divorcio de los padres. o Tristeza patológica: una serie de actitudes pueden poner en guardia sobre la presencia de este tipo de trastornos : apariencia de tristeza. o no. descontento con todo. . opresión torácica. con una impresión de inseguridad y temor de que le va a ocurrir algo.) pueden constituir un elemento desencadenante en esta clase de trastornos afectivos. Presenta una viva reactividad afectiva. Apego. (1978). hijos no deseados o abandonados autoritarismo. retraimiento. La escolarización de este tipo de niños es deficiente. dificultad para respirar. pudiéndose ésta convertir fácilmente en ironía. 10. El niño/a angustiado se siente inquieto. M. sequedad en la boca. estimulando con ello la capacidad de respuesta del individuo. tenso. Ahora bien. Preparación psicológica en la hospitalización pediátrica. trastornos somáticos. Madrid. pasividad. con tendencia a la hilaridad. irritabilidad extraordinaria. por estímulos externos. + Indiferencia o frialdad afectiva: El niño/a no suele experimentar apenas sensaciones afectivas en las relaciones con el mundo exterior.característicos. se siente optimista. Remito a todo lo escrito en el punto 7 para analizar con mayor profundidad esta cuestión. Alianza. Ministerio de Sanidad y Consumo.M. provocados.. Va acompañada generalmente de apatía y falta de reactividad emocional. En los estados de labilidad existe una falta de control de la expresión afectiva. puede convertirse en patológica cuando el sujeto se siente tenso. El niño/a está contento al tratar un tema y llora fácilmente al cambiar a otro. exploración y separación ilustrados a través de la conducta de niños de un año en situación extraña. BIBLIOGRAFIA o AGUEDA. con un talante de omnipotencia. A menudo el niño/a rompe a llorar casi automáticamente. la concentración. irritabilidad y agresividad. + Labilidad afectiva: cambios súbitos a nivel afectivo. + Angustia patológica: La angustia es una emoción normal. Jornadas Nacionales sobre los Derechos del niño/a hospitalizado. sensaciones vertiginosas. atención y organización perceptiva están muy limitadas. En el aspecto somático las manifestaciones son muy abundantes: gritar. aparece una verborrea e hiperactividad motora. El sujeto parece lleno de energía y capacidad. excesivo tiempo en guarderías u hospitales. Madrid. En su biografía suelen encontrarse antecedentes de abandono en los primeros meses de vida. enormes manifestaciones de avidez afectiva no satisfechas y episodios de ansiedad. desinterés. cuya función primordial es el activar o tensionar ante un peligro o amenaza. Sin descartar el posible papel de la herencia. sentimientos de ser rechazado. defecaciones. conflictos familiares.. especialmente cuando se le contradice. y al mismo tiempo dice no sentir ninguna tristeza. (1989). acontecimientos o vivencias. alegre y con una autoestima elevada. La atención es viva y fugaz. + Inadecuación afectiva: La actividad del niño/a no parece apropiada al contexto en que se produce. manifestando especiales trastornos a nivel de funciones instrumentales.

o COSTA FERRER. (1987). J. (1986). Biblioteca Nueva infantil: repercusiones o LISZASOAIN. (1990). Pirámide. o ESEVERRI. o ESQUETE. El niños hospitalizado. Acta Pediatr esp. (1978). J. Madrid. El juego y el juguete en la hospitalización infantil. C. 10. o BIERICH.A. (1973) Manual de psiquiatría infantil. Madrid. (1980). (2000). Promolibro o COMISIÓN HOSPITALARIA DE LA CEE. La Habana. Rev Lye de Pediatría. Rev. 27 o FLOREZ. o LOPEZ DEL CASTILLO. Pedagogía aplicada al niño/a hospitalizado. Madrid. Esp.o AJURIAGUERRA. 171. El Médico. Factores de riesgo y posibles soluciones Málaga. Valencia. C. V. Narcea o HORTIGOSA. Madrid. Rev. (1998). TorayMasson. . La depresión infantil. (1990) Pedagogía hospitalaria. Mª. J POLAINO LORENTE. Barcelona . O (1988). 2. Madrid.(1995). Valencia. El niño en el hospital. C. Pirámide o LUNA. Fracaso escolar y patologías psíquicas.(1989).M. Hospitalismo infantil. M. o DOBSS (1981) Vivir el hospital. o DEL BARRIO. Madrid. Problemas de atención en el niño. Anal. Madrid. o GONZÁLEZ SIMANCAS. C. o PALOMO DEL BLANCO. 2 o ESEVERRI. A. Madrid. Cubana de Pediatría.Rol. El niño/a en el hospital: cuestiones éticas y humanitarias en pediatría clínica general. Rev Rol. Rev. 54. o ALVAREZ. Aljibe. (1982). Barcelona. J. Hospitalización psicológicas. 46. (1982). Evaluación de la modificación del autoconcepto infantil como consecuencia de la hospitalización. J. M. Rol 5.J. A. La actividad lúdica en el hospital infantil. Pediatr. (2000). Rol. o CLEZA GARCIA. Importancia de la madre acompañante en los niños hospitalizados. Nau Llibres. Madrid. (1982). Recomendaciones de la Comisión hospitalaria de la CEE respecto al tratamiento considerado de niños/as hospitalizados. Problemas psicológicos del niño enfermo. Ministerio de Sanidad y Consumo. (2000).

Hospitalaria: puntos de encuentro. o RODRIGUEZ BAUSA. Oviedo. Tfno: 902 204 100 Fax: 902 204 130. L. Barcelona. Santiago de Compostela. © Universidad de Castilla-La Mancha. (1999). Actas del congreso de ASC Hospiatalaria. Servicio de publicaciones de la Universidad de Déusto. Bilbao. C. o RODRIGUEZ BAUSA. Herder.S. o RODRÍGUEZ BAUSA. Granada. Madrid. Pedagogía hospitalaria. L. La ansiedad infantil. o RODRIGUEZ BAUSA. Universidad de Deusto. Aviso legal. Servicio de publicaciones de la universidad. y la A.C. (1999) Intervención educativa con niños tetrapléjicos" CSI-CSIF. Actas del Congreso Nacional sobre ocio y calidad de vida. Universidad de Santiago de Compostela. El niño ante el hospital. (1980).es . (2000). Toledo. o RODRIGUEZ BAUSA.o PUYUELO. La importancia del juego en niños/as de hospitalización prolongada" Actas del VI Congreso Mundial de Ocio. webmaster@uclm. o RODRIGUEZ BAUSA. Facultad de Ciencias de la Educación. L (2002) Intervención psicoeducativa con niños con lesión medular. L (1999). L (1997). Las actividades de ocio como complemento a la rehabilitación de personas lesionadas medulares". R. Servicio de Publicaciones o VALDES SANCHEZ. Diario 16. (1994) Los programas de EpS. Bilbao.