Está en la página 1de 3

DEMOS GLORIA A DIOS CON TODO LO QUE TENEMOS

En Estados Unidos, los hermanos Wright diseñaron un aeroplano estudiando el vuelo de las
grandes aves. Y el ingeniero francés Alexandre-Gustave Eiffel ideó la torre parisina que lleva su
nombre basándose en los principios que permiten al hueso del muslo soportar el peso de
nuestro cuerpo.

Estos son claros ejemplos de una rama de la ciencia llamada biomimética, que procura
mimetizar, o imitar, los procedimientos de la naturaleza.* Ahora bien, cabe hacerse la
siguiente pregunta: ¿con cuánta frecuencia atribuyen los inventores el mérito a Aquel que
diseñó las grandes aves, el hueso del muslo humano y todas las brillantes creaciones originales
en que se basan muchas invenciones del hombre?

La triste realidad es que, en vez de dar gloria a Dios, muchos se creen superiores a otras
personas y esperan que los demás los alaben.

Y esto no debería sorprendernos pues satanás, el dios de este mundo egoísta, ha cegado a la
mayoría de las personas para que no le den la gloria que Jehová se merece.

Sin embargo, los cristianos verdaderos seguimos lo que menciona Apocalipsis 4:11
(explicar) nadie merece recibir más gloria que Jehová.

Cabe preguntarnos ¿le estoy dando la gloria que se merece Jehová? ¿Cómo puedo darle a
Dios la gloria que se merece?

Una formar de darle la gloria que Jehová se merece es IMITANDO LA MANERA EN QUE JESÚS
DIO GLORIA A DIOS Y VAMOS A VER A CONTINUACION ALGUNAS DE LAS MUCHAS FORMAS
EN LAS QUE JESÚS DEMOSTROS DARLE LA GLORIA QUE JEHOVÁ SE MERECE Y COMO
PODEMOS IMITARLO.

Por favor diríjanse al libro de Mt 4:5-10 y analicemos un breve relato en la vida de Jesús.
 Si nos centramos en los versículos 5 al 7 podemos ver de que Satanás buscaba
que Jesús reaccionara de forma egocéntrica, por eso lo desafió a lanzarse desde lo alto
del templo.
¿Qué quería conseguir con esta treta? El Diablo afirmó que, si salía ileso de la caída,
quedaría probado que era “hijo de Dios”. Obviamente, pretendía que Cristo se
preocupara tanto por su propia reputación que llegara a hacer una exhibición
espectacular. El astuto enemigo sabía que mucha gente acepta retos peligrosos
movida por el orgullo y el afán de no quedar mal ante los demás.

Al rechazar el desafío, Cristo volvió a dejar claro que Jehová era la persona más
importante para él.

 Los versículos 8 al 10 En un último y desesperado intento, Satanás le


ofreció al Hijo de Dios todos los reinos de este mundo. Pero él rechazó de plano
la oferta, pues sabía que, si la aceptaba, estaría negando la soberanía de
Jehová, o sea, su derecho a gobernar como Rey Supremo.
 ESTO NOS ESEÑA QUE AL IGUAL QUE JESÚS DEBEMOS NEGARNOS
A BUSCAR NUESTRA GLORIA.
Jesús reconoció que su Padre era la fuente de sus enseñanzas y milagros por eso en
una ocasión menciono LO QUE YO ENSEÑO NO ES MIO SI NO DEL QUE ME ENVIO
Que aprendemos, que nosotros hacemos bien en reconocer que nuestras habilidades y
logros se deben a la bendición de Jehová.
Imitemos el amor que sentía Jesús por la justicia
Muchas personas tercas hoy día aborrecen la justicia y desobedecen descaradamente
las normas morales de Dios.
En cambio, nosotros los cristianos debemos honrar a Jehová reconociendo que él tiene
el derecho a moldearnos y obedeciendo sus mandamientos.
¿Y ahora que hay de nuestra conducta podrá recibir gloria por nuestra forma de
comportarnos?

1Pe 2:12 Jehová también recibe gloria cuando otros alaban nuestra buena conducta.
Imitemos la completa devoción que sentía Jesús por Dios tanto es así que en una
ocasión dijo MI ALIMENTO ES HACER LA VOLUNTAD DEL QUE ME ENVIÓ Y
COMPLETAR SU OBRA.
Vivamos para hacer la voluntad de Dios, no la nuestra y una clara forma de demostrar
que le damos completa devoción es siguiendo lo que dice Juan 15:8 y como damos
siempre mucho fruto predicando las buenas noticias del Reino.
Ahora no solo en nuestra forma de ser o en nuestro comportamiento debemos darle
gloria a Jehová sino también CON TODO LO QUE TENEMOS.

Leamos el sgte consejo de Marcos 12:30 aquí se nos anima a usar nuestra vida,
nuestra, nuestra mente y nuestras fuerzas a servir a Jehová en otras palabras todo lo
que tenemos para darle gloria.
Todos tenemos algo valioso que podemos usar para dar gloria a Dios: habilidades,
estudios, energías, experiencia, tiempo o cosas materiales y algo que debemos
recordar es que para dar gloria a Dios, no es necesario tener muchas cosas, sino usar
bien lo que tenemos. Ya que Jehová conoce nuestras circunstancias y limitaciones no
nos exige mas de lo que podemos darle.
Ahora bien sabemos que debido a nuestras circunstancias muchos de nosotros no
podemos aumentar nuestro servicio o aceptar más responsabilidades en la
congregación, aprovechemos esa oportunidad para ayudar a otros y dar gloria a
Jehová tal como lo hiso Jesús Jn 13:3-5 Jesús estuvo dispuesto a servir a los demás y
nosotros también debemos hacer lo mismo y esa forma damos la gloria a Jehová.
Y ahora que hay lo que si tienen las circunstancias de aceptar mas responsabilidades dentro de
la congregación no permitamos que nuestras habilidades o responsabilidades en la
congregación nos vuelvan orgullosos ni busquemos nuestra propia gloria.

¿AHORA CUALES SON LAS BENDICIONES QUE DISFRUTAREMOS SI DAMOS GLORIA A DIOS?

Algo de lo que podemos estar seguros es que Jehová recompensará los esfuerzos que hagamos
para darle gloria.

Sentiremos la felicidad que produce darle gloria a quien es “totalmente digno de alabanza”

PROVERBIOS 22:4 claramente dice que si nos humildes recibiremos gloria ¿qué tipo
de gloria nos da Jehová? Y QUE LO PODEMOS CONSIDERAR COMO BENDICIONES.

Una forma de darnos gloria cuando nos bendice al permitirnos conocer cuál es su voluntad.

Tenemos el honor de disfrutar de una buena reputación ante él y ante la congregación.

Finalmente por favor busquemos lo que menciona Sl 86:12 y veamos una de la mas
grandes bendiciones.

Asi es si nos esforzamos por darle la gloria que Jehová se merece imitando a Jesús y dando la
gloria con nuestras cosas valiosas y andamos en su camino, él nos dará un maravilloso futuro
maravilloso donde tendremos la oportunidad de dar gloria a Jehová por la eternidad.

También podría gustarte