Está en la página 1de 2

Proyecto de Ley - reactivación productiva

Se propone lo siguiente:

- Impuesto a las ganancias de las empresas: se propone regresar de forma


gradual al espíritu de la reforma tributaria del 2017, unificando la tasa del
impuesto a las ganancias en el 25%, con independencia de la magnitud de
las ganancias. Dicha tasa regirá a partir del año 2025. Hasta ese año, habrá
una reducción gradual. Para las ganancias no reinvertidas habrá una
sobrealícuota del 13%;

- Impuesto sobre los débitos y créditos (“impuesto al cheque”): si bien


dicho impuesto debe eliminarse, hasta que ello ocurra se propone que todas
sociedades, empresas o personas (o personas físicas) registradas como
responsables inscriptos puedan tomarlo a cuenta de pago del impuesto a las
ganancias de tercera categoría (hoy en día solo pueden hacer uso de este
beneficio las PyMES que se encuentren registradas como tales en un registro
del Ministerio de Producción);

- Servicios públicos: se propone que las facturas de servicios públicos sólo


contengan los cargos por el consumo realizado por el usuario, prohibiéndose
cargar impuestos y tasas en dichas facturas (con excepción del IVA e
ingresos brutos sobre los consumos);

- Derechos de exportación (“retenciones”): se propone una baja gradual de


las alícuotas hasta llegar al 10% en el caso de la soja (que ya a partir del
2023 baja al 30%) y al 0% en el caso del resto de los productos que pagan
retenciones (excepto para las actividades hidrocarburíferas y mineras);

- Impuesto al trabajo: se propone reducir la carga impositiva al trabajo,


especialmente para los trabajadores de menores ingresos que son quienes
más sufren la informalidad laboral. Esto se implementará a través de un
Mínimo No Imponible (MNI) para el pago de contribuciones patronales. El
MNI irá subiendo gradualmente hasta alcanzar el equivalente al Salario
Mínimo Vital y Móvil. De esta manera, las contribuciones se pagarán sólo por
el monto de los salarios que excedan ese MNI;

- Representantes gremiales en las empresas: se propone aumentar la


cantidad mínima de trabajadores para tener representantes gremiales en las
empresas (pasa de 10 a 20 trabajadores);

- “Doble indemnización”: se propone eliminar la indemnización agravada por


despidos laborales;
- Provincias y CABA: se propone invitar a las provincias y a la Ciudad
Autónoma de Buenos Aires a reducir las alícuotas del impuesto sobre los
ingresos brutos y del impuesto a los sellos, en el sentido expresado en el
Consenso Fiscal del año 2017.

- Baja de Ingresos Brutos: en aquellas provincias productoras de alimentos


donde tenemos representación legislativa propondremos en las Legislaturas
locales la baja a cero del impuesto a los ingresos brutos a las actividades de
ganadería, agricultura, caza, pesca e industria productora de alimentos,
atendiendo a cuestiones de coyunturales que hacen necesario adoptar
medidas concretas en el tiempo oportuno, con el objetivo de lograr efectos
sobre los precios que pagan los consumidores en alimentos y bebidas, pero
también para mejorar las estructuras tributarias provinciales en el sentido
acordado en 2017 entre el Gobierno nacional y los gobernadores.

También podría gustarte