Está en la página 1de 2

Visítanos en: http://www.prevencionchile.

cl El punto de encuentro de la
prevención en chile.

Decreto Supremo Nº 35

ESTABLECE CONDICIONES DE HIGIENE Y SEGURIDAD DE LOS BAÑOS DE


ACCESO PUBLICO

Núm. 35.- Santiago, 25 de enero de 2005.- Vistos: lo dispuesto por el Código


Sanitario en sus artículos 24, 29, 67 y 77;

Considerando:

1º.- Que corresponde a la autoridad sanitaria velar porque se eliminen o controlen


todos los factores, elementos o agentes del medio ambiente que afecten a la salud, la
seguridad o el bienestar higiénico de la población.
2º.- Que la autoridad sanitaria está facultada para inspeccionar establecimientos
destinados al uso público con el fin de exigir el cumplimiento de las medidas de
higiene y seguridad dispuestas en la reglamentación sanitaria vigente.
3º.- Que es necesario adoptar medidas profilácticas destinadas a prevenir la
transmisión de enfermedades entéricas, y

Teniendo presente las facultades que me confiere el Artículo 32, Nº 8, de la


Constitución Política del Estado, dicto el siguiente

Decreto:

Fíjanse las siguiente condiciones de higiene y seguridad que deberán reunir los
baños de acceso público:

Artículo 1º.- Todo establecimiento, local o sitio que, conforme a la reglamentación


sanitaria vigente, deba contar con baños de acceso público, destinados a los usuarios
que albergan transitoriamente, deberán contar en dichos recintos con dispositivos para
proveer de jabón líquido común para el aseo de las manos, medios higiénicos
desechables para su secado, tales como toallas de papel de un solo uso o
mecanismos de aire caliente, además de papel higiénico para su uso en cada uno de
los excusados.

Artículo 2º.- Estos recintos deberán mantenerse permanentemente limpios,


mediante la aplicación de procedimientos sanitarios de aseo e higienización
adecuados a dicho propósito.

Artículo 3º.- En los establecimientos señalados en el artículo 1º deberá difundirse al


público usuario, a través de carteles u otros medios apropiados, las disposiciones
necesarias para su utilización, así como deberá proveerse al personal encargado del
aseo de manuales destinados a practicar la higienización de estos recintos.
Artículo 4º.- Los administradores o sostenedores de estos establecimientos estarán
obligados a proveer a su costo de los medios necesarios para dar cumplimiento a
estas disposiciones y serán responsables de su implementación.

Artículo 5º.- Las normas contenidas en este decreto supremo serán fiscalizadas por
la autoridad sanitaria de conformidad a las atribuciones que le concede el Libro
Décimo del Código Sanitario.

Anótese, tómese razón, publíquese en el Diario Oficial e insértese en el Boletín


Oficial correspondiente de la Contraloría General de la República.- RICARDO LAGOS
ESCOBAR, Presidente de la República.- Pedro García Aspillaga, Ministro de Salud.
Lo que transcribo a Ud. para su conocimiento.- Saluda a Ud., Cecilia Villavicencio
Rosas, Subsecretaria de Salud Pública.