Está en la página 1de 6

Complicada morfología del canal de la

raíz del primer premolar inferior


mandibular en una población china
usando el método de corte transversal.
TY Lu , Yang SF , SF Pai .

Fuente

Departamento de Odontología del Hospital Memorial Mackay, Taiwán, República de


China.

Resumen

El propósito de este estudio fue evaluar la anatomía del canal y la morfología


de los primeros premolares inferiores en una población china. Ochenta y dos
primeros premolares inferiores extraídos fueron recogidos con sus raíces
intactas y almacenados en una solución de glutaraldehído. Los dientes fueron
embebidos en resina transparente y se midieron las longitudes de la raíces.
Las raíces fueron cortadas de forma perpendicular al eje mayor a los 3, 6, 9 y a
12 mm del ápice. Las superficies radiculares cortadas se pulieron, lavaron,
secaron, y se tiñeron con azul de metileno. Las fotografías digitales de las
superficies de la raíz en sección transversal se realizaron a 24X. La incidencia
de canales múltiples y la variada morfología fueron determinadas por dos
examinadores independientes. Los resultados indicaron que el 54% de los
primeros premolares inferiores presentaron un solo canal. 22% contenía dos
canales y un 18% por ciento tenía de configuración en forma de C. El canal de
la raíz en forma de C se produjo principalmente en los 3 y 6 mm de sección con
uno o dos canales coronales. Un hallazgo único fue el canal circunferencial
(delta apical), que se caracteriza por una división de un canal único en 3 ó 4
canales. La incidencia del canal circunferencial fue de 6% y se produjo sólo en
la parte apical de 3 mm de la sección transversal. La identificación de este
canal de configuración única apical y la alta incidencia de canales múltiples en
los primeros premolares mandibulares puede explicar el fracaso del tratamiento
endodóntico en este grupo de dientes.

La completa limpieza y conformación es la clave para un tratamiento


endodóntico exitoso. Un conocimiento profundo de la anatomía interna y la
morfología del sistema de canal radicular es una consideración importante
cuando se realizan procedimientos como la limpieza y conformación. La
variación en el sistema de conductos radiculares del primer premolar inferior ha
sido reportado (1, 2). En 1973, Zillich y Dowson informó que el 23,1% de los
primeros premolares mandibulares tenía dos o tres canales radiculares
radiográficamente (1). Vertucci mediante un método transparente encontró que
25,5% de 400 premolares inferiores tenían dos aberturas apicales y el 0,5%
de los dientes tenía tres aberturas apical (2).
La morfología del conducto radicular también puede variar en los diferentes
grupos étnicos (3-6). Mediante el uso de una técnica radiográfica, Miyoshi et al.
reportó que un 13,8% de la población japonesa tenía dos canales (3). Trope y
cols. en un estudio radiográfico encontró que los individuos de raza negra
tuvieron una mayor incidencia (32,8% versus 13,7%) de dos canales en la raíz
de los primeros premolares mandibulares en comparación con la población
blanca (4). Walker reportó que 34% del sur de China tenía dos canales y el 2%
tenía tres canales radiográficamente (5). Sert y otros. Encontraron que el 62%
de
primeros premolares inferiores tenían un solo canal en la población turca (6).
Los canales en forma de C de la raíz también se han demostrado en los
primeros premolares inferiores (7-9). En 1992, Baisden et al. Utilizando el
método de sección transversal encontró una incidencia del 14% de canales en
forma de C en 106 premolares inferiores en una población de Estados Unidos
(8). En 1994,Sikri también estudió premolares mandibulares en una población
indígena con el método de sección transversal. Los resultados indicaron que
10% de 112 de los primeros premolares inferiores tenían canales en forma de
C (9).

Poca información se conoce sobre la anatomía del canal de la raíz del primer
premolar inferior en la población china. Por lo tanto, el propósito del presente
estudio fue investigar la morfología del conducto radicular de los primeros
premolares inferiores en un la población china mediante el método de corte
transversal.

Materiales y Métodos

Primeros premolares inferiores extraídos por causa de caries, enfermedad


periodontal, trauma o por razones de ortodoncia se obtuvieron del
Departamento de Cirugía Oral y Cirugía Maxilofacial del Hospital General de
Veteranos de Taipei. Ochenta y dos primeros premolares mandibulares de lado
izquierdo y derecho con la estructura de la raíz intacta y carente de fracturas
se utilizaron en este estudio. Cada diente fue almacenado individualmente en
Cidal-Dur (2.3% glutaraldehído, Veteranos de la planta farmacéutica, Taiwán)
para la desinfección. Los dientes fueron luego colocados en el 2,5% de NaOCl
durante 1 día para eliminar las sustancias orgánicas. Fotografías de las
superficies mesial, distal, bucal y lingual de cada premolar se hicieron utilizando
una cámara digital (cámara digital E990, Co. Nikon, Japón) a una distancia de
70 mm.
Cualquier surco o depresión en la superficie de la raíz, bifurcación apical, u
otras variables anatómicas-ANCES se registraron. La longitud de la raíz desde
la unión cemento-esmalte hasta el ápice de cada diente se me ha medido.
Luego, cada diente se colocó en resina transparente (Orthoresin, Detrey
Densply SA,Inglaterra). A partir del ápice de la raíz, cada diente se seccionó
perpendicularmente a la longitud de 3, 6, 9 y 12 mm con ayuda de una
mçaquina eléctrica (Whip Mix, Co., EE.UU.). Cada sección fue pulida con papel
de lija con agua corriente, se secaron y se tiñeron con metileno azul. Se
realizaron fotografías digitales de las superficies de la raíz a los 3, 6, 9 y 12 mm
con una magnificación de 24Xcon un microscopio quirúrgico (OPMI Prodent,
Zeiss, Alemania) mediante una cámara digital montada (Coolpix 990, Nikon,
Japón).

Todas las imágenes de cortes transversales de las raíces de los primeros


premolares inferiores fueron examinados en una pantalla de computadora por
dos endodoncistas. La imágenes de cada diente se evaluaron desde la sección
más apical a la parte del corte más coronal. El número de canales y
configuración morfológica del sistema de conductos radiculares de cada diente
se determinó y fueron clasificados por cada diente. El desacuerdo en la
interpretación de los artículos se examinó entre dos evaluadores hasta que se
alcanzó un consenso. La presencia de más de un canal en cualquier sección
de la raíz fue clasificada como complicado. Los premolares que presentaron
dos canales con formas ovaladas, redondas o con forma de mancuerna fueron
clasificados como de tipo II, III o IV según Weine (10).

Dos configuraciones morfológicas adicionales del complicado sistema de


conductos radiculares se observaron y se clasificaron como un canal en forma
de C y el canal circunferencial. Los dientes con la presencia de la configuración
del canal en forma de C en cualquiera de las secciones transversales de la raíz
se colocaron en esta categoría. Los canales en forma de C se sub-clasificaron
en las siguientes categorías de acuerdo con Fan (11) para el segundo molar
inferior. Categoría 1 (C1): la forma era una C ininterrumpida sin separación o
división. Categoría II (C2): la forma del canal se parecía a un punto y coma
como resultado de la suspensión del esquema de la línea C. Categoría III (C3):
dos o tres canales separados y un istmo discernible que los une.
El hallazgo único de canales circunferenciales se informa en este estudio por
primera vez. Canales circunferenciales presentados como canal único en el
centro se vieron como 3 ó 4 canales en la circunferencia cuando se ve en
sección transversal. Era un canal único dividido en varios canales (apical
delta) a 3 mm apicales de la vista sagital.

Resultados
Los resultados se resumen en la Tabla 1. Sólo el 54% (44/82) de los primeros
premolares inferiores en la presente investigación tuvo de conducto único.
El otro 46% de los primeros premolares inferiores demostraron variados y más
complicados sistemas de conductos radiculares. Hubo 18 (22%) de pre-
molares con dos canales, 15 (18%) con una configuración del canal en forma
de C, y cinco (6%) con canales circunferenciales no reportada anteriormente.

La 18 premolares de dos canales incluyen cinco dientes (6%) con el tipo de


morfología II, cinco dientes (6%) con el tipo de morfología III, y ocho dientes
(10%) con el tipo de morfología IV. Todos los premolares con canales de
configuración en forma de C tenían un surco o una concavidad en la superficie
externa de la raíz (fig. 1-3). El surco o concavidad se presenta con frecuencia
en la zona proximal lingual en la mitad de la raíz y no siempre se extienden
hasta el ápice de la raíz (Fig. 3A). La morfología C se encuentra en apical a
3mm o a 6mm en secciones transversales con sus secciones coronales que
demuestran un óvalo o uno o dos canales en una raíz de forma ovalada (fig. 1-
3).Todos los primeros premolares inferiores la configuración de canal
circunferencial tenían un ápice romo. En cada caso, la raíz exhibió un solo
canal en las secciones coronales con divisiones en canales múltiples en el
circunferencia que se señala en la parte apical en los 3 mm de sección transversal (Fig. 4
y 5).

Discusión
Diferentes métodos se han utilizado para estudiar la morfología del canal de la
raíz del primer premolar inferior (1-5, 7-10). En un estudio radiográfico, Walker
se encuentra que el 34% del sur de China tenía dos canales y un 2% tenía tres
canales (5). Mientras que el método radiográfico no es invasivo, presenta una
imagen de dos dimensiones de un objeto tridimensional y no revela la
complejidad presente en el sistema de conductos radiculares. El método de
transparencia puede demostrar la estructura y la continuidad del conducto
radicular en la cámara de la pulpa hasta el ápice de la raíz.

El método de sección transversal combinado con el aumento utilizado en este


estudio evidencia la complejidad del sistema de conductos radiculares y
proporcionó imágenes impresionantes de los canales en forma de C y
circunferenciales.
La tomografía axial computarizada (TAC) se ha utilizado para investigar los
canales en forma de C-en segundos molares mandibulares (12) y puede ser
una técnica para futuros estudios que conciernan a premolares inferiores. Una
combinación de la CT seguido por el método de transparencias o evaluaciones
de corte transversal sería interesante.
En el estudio realizado por Baisden et al., 15 (14%) de primeros premolares
inferiores reveló un canal en forma de C. Trece de esos premolares con
canales en forma de C también fueron clasificados como tipo IV, dos fueron
también clasificados como tipo I de canal. Notaron que los canales en forma
de C en premolares inferiores mandibulares se asociaron principalmente con el
tipo de canales IV (7). En nuestro estudio, el canal en forma de C se clasificó
de manera independiente desde que éstos canales se encuentran no sólo
asociadas a la bifurcación, sino también trifuración o quadrafurcation (fig. 1A,
2A).
La morfología en forma de C en los segundos molares inferiores es encontrado
en su mayoría coronalmente y dentro de 3 mm por debajo de la unión
amelocementaria(11). La ubicación de la morfología del canal en forma de C en
el primer premolar manidbular es muy diferente. En este estudio, la ubicación
del canal en forma de C fue encontrado al nivel de 3 mm apical y / o 6 mm de
las secciones transversales. Por ende los canales en forma de C podrían ser
difícles de detectar desde una aproximación coronal,. Una considerarción
adicional fue la conclusión de que la ranura correspondiente al canal en forma
de C en la superficie externa de la raíz fue variada. Algunos eran profundos y
plegables surcos, mientras que otros no se distinguían, o simplemente como
cavidades poco profundas. Por conductos en forma de C en el segundo molar
inferior, Fan et al investigó las características de canales en forma de C en los
segundos molares mandibulares y la formas de sección transversal de sus
sistemas de conductos en 58 segundos molares mandibulares extraídos de
una población china. Los dientes fueron escaneados a 0,5 mm con
incrementos de micro-CT y se observó a 11 niveles. Muchos orificios 98,1% se
encontraron dentro de los 3mm de la unión amelocementaria
La mayoría de las muestras demostraron un orificio con una ininterrumpida
forma de C. La proporción de la parte más profunda de la ranura externa del
grosor buco-lingual fue alrededor del 48% (11).

Jin et al. investigó la prevalencia y la configuración de los canales en forma de


C mediante TC en 200 dientes. Los autores compararon el espesor desde el
centro del canal hasta la superficie exterior de la parte más profunda del surco.
Canales en forma de C se encontraron en el 44,5% de los dientes y casi todas
las ranuras se dirigieron hacia lingual (99%). La continuidad del canal en
forma de C fue el más frecuente (49%). La autores encontraron que la
estructura dentaria remanente más delgada en la zona del surco de la C en
segundos molares mandibulares no fue diferente de la estructura remanente de
la zona de peligro de las segundas molares inferiores normales en los tres
niveles.
(12). Por el contrario Chai y Thong estudiaron la morfología del corte
transversal de 20 molares inferiores con configuraciones en forma de C.
Las evaluaciones de corte transversal mostraron que el 27% fueron de C total,
el 64% demostraron una C incompleta, y el 9% eran no-C. El valor medio para
la anchura mínima de la pared del conducto lingual fue de 0,58 0,21 mm y la
pared bucal fue de 0,96 0.26mm, lo que sugiere un riesgo de perforación en el
pared lingual más delgada. Las paredes del conducto bucal y lingual con
frecuencia son más estrechos en los lugares mesiales (13).
Muchos factores complicados de la configuración en forma de C de los
primeros premolares inferiores lo hacen difícil de tratar. Sería clínicamente
relevante conocer el valor medio de las anchuras mínimas de las paredes del
canal en forma de C en primeros premolares mandibulares. Anatómicamente
el diámetro y el ancho del primer premolar inferior es mucho más pequeño que
el de los segundos molares mandibulares. El pequeño tamaño del primer
premolar inferior limita el acceso coronal al complejo sistema de conductos
radiculares que, a diferencia del segundo molar inferior, se encuentra apical. La
identificación de los canales circunferenciales también es clínicamente
importante.
Todos los premolares inferiores en la categoría de canal circunferencial
demostraron canales múltiples en apicales a 3 mm de sección.
El fracaso del tratamiento de los canales de primeros premolares mandibulares
en los casos en que resulte ser una simple configuración anatómica podría
estar relacionado con los tejidos y bacterias en el delta apical. Con base en los
hallazgos de este estudio, la resección del ápice de más de 3 mm se podría
considerar en el tratamiento de los casos que fallaron quirúrgicamente.
Además, el operador deberá estudiar detenidamente el àpice seccionado para
detectar aberturas circunferenciales con el microscopio.

Slowey pensaba que los premolares inferiores son probablemente los dientes
más difíciles de tratar endodónticamente (14). La anatomía y morflología
variada en el primer premolar inferior implica que una limpieza y conformación
sea difícil. En este estudio, los resultados revelaron sólo el 54% de los primeros

premolar inferiores en la población china tenían un solo canal. Veinte y dos por
ciento contenían dos canales. El 24% restante tenían o canales en forma de C
o canales circunferenciales. El clínico debe ver este grupo de dientes como
complejo y utilizar todos los elementos disponibles para lograr un resultado
exitoso. El fracaso en reconocer la complejidad anatómica podría ocasionar la
falla del tratamiento. En el tratamiento no quirúrgico, los médicos deben
emplear la microscopía, y radiografías con la longitud operativa y de trabajo, y
los localizadores del ápice de garantizar un resultado positivo. La intervención
quirúrgica puede ser necesaria cuando el tratamiento no quirúrgico fracasa. La
microscopía debe ser empleado. Debido a que las más variadas
configuraciones son localizadas dentro de los 3 a 6mm desde el ápice en nuestro
estudio, el ápice seccionado por más de 3 mm se puede considerar cuando las
variaciones son han sido identificados.

Intereses relacionados