Está en la página 1de 7

EUCARISTÍA

Vigilia Pascual
SALIDA I. LITURGIA DE LA LUZ
REINA DEL CIELO ¿DÓNDE ESTÁ, MUERTE, TU VICTORIA?
REINA DEL CIELO ALÉGRATE, ALÉGRATE, MARÍA, ¿DÓNDE ESTÁ, MUERTE, TU VICTORIA?
PORQUE EL SEÑOR RESUCITÓ, ALELUYA. ¿DÓNDE ESTÁ, MUERTE, TU AGUIJÓN?
1. Después del sufrimiento TODO ES DESTELLO DE SU GLORIA,
gozando está glorioso, aleluya. CLARA LUZ, RESURRECCIÓN.
2. Ya que con Él sufriste, 1. Fiesta es la lucha terminada,
con Él reinando gozas, aleluya. vida es la muerte del Señor,
día, la noche engalanada,
gloria eterna de su amor.
Fuente perenne de la vida,
luz siempre viva de su don,
Cristo es ya vida siempre unida
a toda vida en aflicción.
2. Cuando la noche se avecina,
noche del hombre y su ilusión,
Cristo es ya luz que lo ilumina,
sol de su vida y corazón.
Demos al Padre la alabanza
por Jesucristo, Hijo y Señor;
denos su Espíritu esperanza
viva y eterna de su amor.

PREGÓN PASCUAL
Exulten por fin los coros de los ángeles,
exulten las jerarquías del cielo,
y por la victoria de Rey tan poderoso
que las trompetas anuncien la salvación.

Goce también la tierra,


inundada de tanta claridad,
y que, radiante con el fulgor del Rey eterno,
se sienta libre de la tiniebla
que cubría el orbe entero.

1
12
Alégrese también nuestra madre la Iglesia, 1. El que viene a Mí aunque muera,
revestida de luz tan brillante; Yo lo resucitaré;
resuene este templo con las aclamaciones del pueblo. vivirá el que en Mí cree
y no morirá jamás.
En verdad es justo y necesario
Si el Señor murió por todos,
aclamar con nuestras voces
todos murieron con Él,
y con todo el afecto del corazón
para así vivir por siempre
a Dios invisible, el Padre todopoderoso,
con quien ya resucitó.
y a su único Hijo, nuestro Señor Jesucristo.
2. Buen Jesús yo soy sarmiento,
Porque él ha pagado por nosotros al eterno Padre sé que Tú eres la vid,
la deuda de Adán y si en Ti no permanezco,
y, derramando su sangre, nada podré yo sin Ti.
canceló el recibo del antiguo pecado. ¿Donde quién Señor iremos?
Sólo tu palabra es
Porque éstas son las fiestas de Pascua, la que da la vida eterna,
en las que se inmola el verdadero Cordero,
y creemos sólo en Ti.
cuya sangre consagra las puertas de los fieles.
3. Y si a Dios dices que amas,
Ésta es la noche ama a tu hermano también,
en que sacaste de Egipto pues si no eres solidario
a los israelitas, nuestros padres, mientes y no amas a Dios.
y los hiciste pasar a pie el mar Rojo.
Y si algún hermano tuyo
tiene algo contra ti,
Ésta es la noche
reconcíliate primero
en que la columna de fuego
y luego ven a mi altar.
esclareció las tinieblas del pecado.
4. Mira que toco a tu puerta:
Ésta es la noche no desoigas tú mi voz;
en que, por toda la tierra, y si me abres ya la puerta
los que confiesan su fe en Cristo contigo yo cenaré.
son arrancados de los vicios del mundo Tus dolores son de parto,
y de la oscuridad del pecado, Madre nuestra y de Jesús,
son restituidos a la gracia hasta que a Jesucristo
y son agregados a los santos. en nosotros des a luz.
Ésta es la noche
en que, rotas las cadenas de la muerte,
Cristo asciende victorioso del abismo.

2 11
3. El Señor nos da su amor como nadie nos lo dio.
Era tan grande y tan hondo que murió sobre una Cruz. ¿De qué nos serviría haber nacido
Era tan fuerte su amor, que de la muerte triunfó; si no hubiéramos sido rescatados?
de la tumba sale libre y vencedor.
4. El Señor nos da su amor como nadie nos lo dio. ¡Qué asombroso beneficio de tu amor por nosotros!
Él reúne a sus amigos en la Mesa del amor. ¡Qué incomparable ternura y caridad!
Se nos da como manjar Cuerpo y Sangre del Señor. ¡Para rescatar al esclavo, entregaste al Hijo!
Nada puede separarnos de su amor.
Necesario fue el pecado de Adán,
que ha sido borrado por la muerte de Cristo.
¡Feliz la culpa que mereció tal Redentor!
GRACIAS, SEÑOR
GRACIAS, SEÑOR, POR LA ESPERANZA. ¡Qué noche tan dichosa!
GRACIAS, SEÑOR, POR EL AMOR. Sólo ella conoció el momento
GRACIAS, PORQUE EN ESTE DON BENDITO en que Cristo resucitó de entre los muertos.
RECONOZCO TU MISTERIO DE SALVACIÓN.
GRACIAS, PORQUE EN ESTE DON BENDITO Ésta es la noche
RECONOZCO TU MISTERIO SALVADOR. de la que estaba escrito:
«Será la noche clara como el día,
1. Pan y vino del amor, Cuerpo y Sangre del Señor, la noche iluminada por mí gozo.»
alimento que nos da la paz, que nos da a Dios.
2. Prueba de la Salvación, de la Reconciliación, Y así, esta noche santa
Cuerpo y Sangre del Señor Jesús, muestra de su amor. ahuyenta los pecados,
lava las culpas,
3. Pan del cielo, que nos da fuerza para caminar, devuelve la inocencia a los caídos,
fuego ardiente de la caridad, prenda de la fe. la alegría a los tristes,
4. Fuente de nuestra unidad, de la solidaridad, expulsa el odio,
fuerza que nos lleva a caminar por el Plan de Dios. trae la concordia,
doblega a los poderosos.

En esta noche de gracia,


CREO EN TU PRESENCIA acepta, Padre santo,
este sacrificio vespertino de alabanza
CRISTO HOSTIA, ¡SÍ, YO CREO! que la santa Iglesia te ofrece
QUE TÚ ERES EL SEÑOR por medio de sus ministros
QUE TÚ DAS LA VIDA ETERNA en la solemne ofrenda de este cirio,
EN LA PLENA COMUNIÓN. (2v) hecho con cera de abejas.

Sabernos ya lo que anuncia esta columna de fuego,


ardiendo en llama viva para gloria de Dios.

10 3
Y aunque distribuye su luz, 2. Estas ofrendas de vino y de pan, que hoy presentamos con
no mengua al repartirla, fe,
porque se alimenta de esta cera fundida, serán tu Cuerpo y tu Sangre, Señor, por tu sacrificio de amor.
que elaboró la abeja fecunda Es la promesa que hiciste al partir: con vosotros siempre estaré.
para hacer esta lámpara preciosa.
3. Recibe nuestras fatigas, Señor, las penas y el triste llorar,
las alegrías, el gozo y la paz y el fruto de nuestra oración;
¡Que noche tan dichosa
con nuestra Madre queremos traer la ofrenda de nuestro vivir.
en que se une el cielo con la tierra,
lo humano y lo divino! 4. El Pan de Vida nos vas a entregar, tu Cuerpo, Jesús, nos darás;
y en esta Copa, la Sangre será bebida de la salvación.
Te rogarnos, Señor, que este cirio, Tu Pan el hambre por fin saciará, tu sangre la sed calmará.
consagrado a tu nombre,
arda sin apagarse
para destruir la oscuridad de esta noche,
y, como ofrenda agradable,
SANTO
se asocie a las lumbreras del cielo. SANTO, SANTO, SANTO,
Que el lucero matinal lo encuentre ardiendo, SANTO ES EL SEÑOR. (2v)
ese lucero que no conoce ocaso
y es Cristo, tu Hijo resucitado, 1. Alégrense cielo y tierra
que, al salir del sepulcro, en Cristo Dios Salvador. (2v)
brilla sereno para el linaje humano, 2. Hosanna en las alturas;
y vive y reina glorioso bendito el nombre de Dios. (2v)
por los siglos de los siglos.
Amén. COMUNIÓN
EL SEÑOR NOS DA SU AMOR
II. LITURGIA DE LA PALABRA
1. El Señor nos da su amor como nadie nos lo dio.
DESPUÉS DE LA PRIMERA LECTURA Él nos guía como estrella en la intensa oscuridad.
Al partir juntos el pan, Él nos llena de su amor.
TUS ACCIONES, SEÑOR, SON MI ALEGRÍA – Salmo 91 Pan de Dios, el Pan comemos de amistad.
TUS ACCIONES SEÑOR SON MI ALEGRÍA ES MI CUERPO, TOMAD Y COMED;
ES BUENO DARTE GRACIAS SEÑOR (2v) ES MI SANGRE, TOMAD Y BEBED,
1. Es bueno al Señor las gracias dar, PORQUE YO SOY VIDA, YO SOY AMOR.
para tu nombre ¡oh Altísimo! tocar, ¡OH SEÑOR!, NOS REUNIREMOS EN TU AMOR.
de mañana tu misericordia proclamar, 2. El Señor nos da su amor como nadie nos lo dio.
y de noche tu fidelidad. Como todos sus amigos trabajaba en Nazaret.
Carpintero se alegró, trabajando en su taller;
con sus manos Cristo obrero trabajó.

4 9
2. Magníficas tus obras son, Señor,
tus designios, ¡oh Dios!, de gran profundidad,
1. Hombres nuevos, forjando en el mundo
el ignorante nunca los entenderá,
la esperada Cultura del Amor;
ni el necio los conocerá.
hombres nuevos que viven entregados
a María, la Madre del Señor. 3. Tus enemigos, Señor, perecerán,
los malhechores dispersados huirán,
2. Hombres nuevos, llevando el Evangelio,
pero Tú la fuerza de un búfalo me das,
anunciando a Cristo Salvador;
con aceite nuevo me ungirás.
hombres nuevos, trayendo la esperanza
a los pueblos sedientos de amor. 4. El justo como una palmera crecerá,
como un cedro del Líbano, él se alzará
3. Hombres nuevos, hijos de María,
en la casa del Señor plantado estará,
hermanados en una misma fe;
en los atrios del Señor crecerá.
hombres nuevos, profetas de la Iglesia,
peregrinos viviendo la verdad.
DESPUÉS DE LA TERCERA LECTURA
4. Hombres nuevos que buscan en la vida
conformarse con Cristo Redentor; SED DE DIOS VIVO – Salmo 41
hombres nuevos que viven la existencia 1. Como la cierva cuando busca corrientes de agua
en justicia, en paz y en libertad. así mi alma te busca a Ti, Señor Dios mío.
5. Hombres nuevos, en torno a María MI ALMA TIENE SED, SED DE DIOS VIVO;
congregamos a la humanidad, ¿CUÁNDO YO VERÉ EL ROSTRO DEL SEÑOR?
para dar eterna gloria al Padre,
en Jesús, por los siglos. Amén. 2. Los huesos, Dios mío, se me rompen, se burlan de mí.
Todos me preguntan, ¿Dónde está tu Dios?
3. Mi pan son las lágrimas, Dios mío, de noche y de día.
IV. LITURGIA EUCARÍSTICA Todos me repiten: ¿Dónde está tu Dios?
4. ¿Por qué te acongojas alma mía, por qué te me turbas?
PRESENTACIÓN DE DONES Y COLECTA Espera en tu Salvador, cantarle tú podrás.
SABER QUE VENDRÁS MI ALMA TIENE SED, SED DE DIOS VIVO;
¿CUÁNDO YO VERÉ EL ROSTRO DEL SEÑOR? (2v)
1. En este mundo que Cristo nos da
hacemos la ofrenda del pan, GLORIA
el pan de nuestro trabajo sin fin
y el vino de nuestra oblación. GLORIA A DIOS EN EL CIELO, Y EN LA TIERRA PAZ (2v)
Traigo ante Ti nuestra recta inquietud: PAZ A LOS HOMBRES QUE AMA EL SEÑOR. (2v)
amar la justicia y la paz.
S: Por tu inmensa gloria
SABER QUE VENDRÁS, SABER QUE ESTARÁS T: te alabamos,
PARTIENDO A LOS POBRES TU PAN. (2v)

8 5
S: te bendecimos, III. LITURGIA BAUTISMAL
T: te adoramos,
S: te glorificamos, ASPERSIÓN CON EL AGUA BENDITA
T: te damos gracias.
TE DAMOS GRACIAS
S: Señor Dios, Rey Celestial, Dios Padre Todopoderoso.
Señor Hijo Único Jesucristo, 1. Te damos gracias, Señor,
Señor Dios, Cordero de Dios, Hijo del Padre: porque has mostrado tu amor
Tú que quitas el pecado del mundo, y has detenido ante el pueblo
la mano que lo castiga.
T: ten piedad de nosotros;
S: Tú que quitas el pecado del mundo Tú eres, Señor, quien nos salva,
T: atiende nuestra súplica; la luz que nos ilumina,
S: Tú que estás a la derecha del Padre, la mano que nos sostiene
T: ten piedad de nosotros: y el techo que nos cobija.
GLORIA A DIOS EN EL CIELO … Y SACAREMOS CON GOZO
DEL MANANTIAL DE LA VIDA
S: porque sólo Tú
LAS AGUAS QUE DAN AL HOMBRE
T: sólo Tú eres Santo,
LA FUERZA QUE RESUCITA. (2v)
S: sólo Tú Señor,
T: Señor Tú sólo 2. Entonces proclamaremos
S: sólo Altísimo «cantadle con alegría».
T: Señor Jesucristo, El nombre de Dios es grande,
su caridad infinita.
S: con el Espíritu Santo
en la gloria de Dios Padre. Que alabe al Señor la tierra,
cantemos sus maravillas.
T: Amén.
Que grande en medio del pueblo
es Dios que nos reconcilia.
Y SACAREMOS CON GOZO
SALMO RESPONSORIAL DEL MANANTIAL DE LA VIDA
ESTE ES EL DÍA – Salmo 117 LAS AGUAS QUE DAN AL HOMBRE
LA FUERZA QUE RESUCITA. (2v)
ESTE ES EL DÍA EN QUE ACTUÓ EL SEÑOR. AMÉN, AMÉN, AMÉN.
SEA NUESTRA ALEGRÍA Y NUESTRO GOZO.
DAD GRACIAS AL SEÑOR PORQUE ES BUENO,
PORQUE ES ETERNA SU MISERICORDIA. DANOS UN CORAZÓN
¡ALELUYA, ALELUYA! ¡DANOS UN CORAZÓN GRANDE PARA AMAR!
¡DANOS UN CORAZÓN FUERTE PARA LUCHAR!

6 7