Está en la página 1de 2

c  



÷    

c  c
Dios desea que tú le conozcas personalmente. Desde que El te puso en este planeta, ha deseado
tener una relación contigo. A través de El es que puedes alcanzar el propósito de tu vida.
El quiere dar sentido a tu existencia y promete darle la vida eterna inmediatamente a cada cual
que pone su fe en el Señor Jesucristo.


 
 c  


  
 
  
 
  c 


!"! ""#c
³Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel
que en él cree, no se pierda, mas tenga vida eterna.´ $%&'(
³«mas la dádiva de Dios es vida eterna en Cristo Jesús Señor nuestro.´ ) 
(&*%
"Mas a todos los que le recibieron, a los que creen en su nombre, les dio potestad de ser hechos
hijos de Dios; los cuales no son engendrados de sangre, ni de voluntad de carne, ni de voluntad
de varón, sino de Dios." $'&'*+'%
"...Yo (Jesucristo) he venido para que tengan vida, y para que la tengan en abundancia." $
',&',

è   
‰  ) -c c c." c$)" /0c)c‰0c )1"

Dios no nos creó como máquinas que lo aman y obedecen automáticamente. El nos dio voluntad
y libertad de elección.
Desde el principio de la historia, el ser humano ha vivido alejado de Dios, separado de El por su
pecado. Dios es santo y todo lo que no es puro y santo es inaceptable a Dios. La raza humana
dejó su condición de inocencia y desconocimiento de lo malo y cayó en el pecado cuando
escogió desobedecer a Dios. Esta decisión de desobedecer el mandato de Dios y escoger su
propio camino es pecado. El pecado causó muerte espiritual la cual nos separó de Dios.
Nosotros heredamos la naturaleza pecaminosa de nuestros padres y pecamos porque somos
pecadores.
Esta gran separación entre nosotros y Dios nos deja solos e insatisfechos en la vida, creando un
vacío gigante en nuestro corazón sin que exista nada que pueda llenar ese vacío, SÓLO DIOS.

!"! ""#c
"Por cuanto todos pecaron, y están destituidos de la gloria de Dios...Porque la paga del pecado
es muerte." ) 
%&*%2(&*%
"(Después de que Adán peco) Y lo sacó Jehová del huerto del Edén." .3

%&*%

^    
$c0#)" c 4‰"# 0#"5‰)0‰")c c)#"5‰

El pecado siempre nos lleva a la muerte. Por esto, un acto definitivo de Dios se requería para
remediar el problema del pecado. Dios tuvo que enviar a su Hijo Perfecto - Jesucristo - para
pagar la penalidad del pecado y así cerrar la brecha entre El y nosotros. Por su propia voluntad
Jesucristo sufrió y murió en lugar nuestro, pagando el castigo por nuestros pecados y cerrando
así la brecha que nos separa de Dios.
Tres días después de su muerte, Dios levanto a Jesucristo de entre los muertos. Jesucristo ahora
vive, restaurando nuestra oportunidad de tener una relación con Dios. Jesucristo es el remedio
para el problema del pecado.
!"! ""#c
"Mas Dios muestra su amor para con nosotros, en que siendo aún pecadores, Cristo murió por
nosotros." ) 
6&7
"Y en ningún otro hay salvación; porque no hay otro nombre bajo el cielo, dado a los hombres,
en que podamos ser salvos." -
8&'*
"Porque hay un solo Dios, y un solo mediador entre Dios y los hombres, Jesucristo hombre." '
  *&6
"De cierto, de cierto os digo: El que oye mi palabra (Jesús), y cree al que me envió, tiene vida
eterna; y no vendrá a condenación, mas ha pasado de muerte a vida." $6&*8

´   


c‰c 90c )0‰c#""5‰
Nuestra respuesta al plan de Dios es de vital importancia. Solo podemos tener vida eterna si
aceptamos sus términos de cómo ser reunificados con El. Dios mismo ha provisto del único
medio para restaurar una relación correcta con El. Esta es alcanzada cuando nos arrepentimos y
ponemos nuestra confianza en Jesucristo quien murió en la Cruz tomando nuestro lugar,
haciendo lo que no podíamos hacer por nosotros mismos. Debemos creer que Jesucristo es el
único medio para llenar el gran vació de nuestro corazón.
!"! ""#c
"De éste (Jesucristo) dan testimonio todos los profetas, que todos los que en él creyeren, recirán
perdón de pecados por su nombre." -
',&8%
"(Jesús dijo) No se turbe vuestro corazón; creéis en Dios, creed también en mí." $'8&'
"Mas a todos los que recibieron (Jesús), a los que creen en su nombre, les dio potestad de ser
hechos hijos de Dios." $'&'*

†     
         

En la Biblia, Dios te promete muchas cosas cuando se las pides sinceramente y lo crees. Al
confiar en Jesucristo como tu Salvador, El perdona tus pecados. También te da la promesa de
vida eterna con El y paz con Dios.
!"! ""#c
"Porque todo aquel que invocare el nombre del Señor, será salvo." ) 
',&'%
"Ni lo alto, ni lo profundo, ni ninguna otra cosa creada nos podrá separar del amor de Dios, que
es en Cristo Jesús Señor nuestro." ) 
7&%:
"Justificados, pues, por la fe, tenemos paz para con Dios por medio de nuestro Señor
Jesucristo.") 
6&'
"El que tiene al Hijo, tiene la vida; el que no tiene al Hijo de Dios no tiene la vida. Estas cosas
os he escrito a vosotros que creéis en el nombre del Hijo de Dios, para que sepáis que tenéis
vida eterna..." '$6&'*;'%
Aceptar el remedio de Dios por nuestro pecado es la única manera de ¡SER SALVO, SER UN
HIJO DE DIOS !

Π      

1. Entendiendo cual es el plan de Dios para ti. El te ama.


2. Reconociendo que tienes un problema profundo. Eres pecador y estás separado de Dios.
3. Creyendo que Jesucristo es el remedio para tu rebelión contra Dios. El es la provisión de Dios
para ti.
4. Aceptando la invitación de Jesucristo para rescatarte del castigo de tu pecado - la muerte y
separación eterna de Dios. Debes responder intencional y personalmente.
5. Confiando en la promesa de Dios para tu salvación.

!"! ""#c
"Esta es la palabra de fe que predicamos: Que si confesares con tu boca que JESÚS es el
SEÑOR, y creyeres en tu corazón que DIOS le levantó de los muertos, serás salvo. Porque con
el corazón se cree para justicia, pero con la boca se confiesa para salvación. Pues la Escritura
dice: Todo aquel que en él creyere, no será avergonzado. "
) 
',&:+',
(Carta a los Romanos capítulo 10, verso 9 y 10.)

¿Sabes tu lo que significa "SER UN HIJO DE DIOS "? No quiere decir que jamás vas a tener
problemas o preocupaciones. En realidad significa que tu relación con Dios ha sido restaurada.
Ahora puedes estar seguro(a) de tener un lugar en el cielo. Que Dios te bendiga al empezar una
nueva vida en Cristo.