Está en la página 1de 13

ACTIVIDAD PARA LA TUTORÍA 4

1. ¿Qué es Asbestosis?

2. ¿Qué es Silicosis?

3. ¿Qué es Antracosis?
1. ¿QUÉ ES ASBESTOSIS?
Es una enfermedad pulmonar que ocurre por la inhalación de fibras de asbesto
1.1 Descripción general
La asbestosis es una enfermedad crónica del pulmón causada por la inhalación de fibras
de amianto. La exposición prolongada a estas fibras puede hacer que se formen cicatrices
en el tejido pulmonar y provocar falta de aire. Los síntomas de la asbestosis pueden ser de
leves a graves y, en general, no se presentan sino hasta muchos años después de
exposición continua.
El amianto es un producto mineral natural resistente al calor y la corrosión. Se lo usaba
mucho en el pasado, en productos como el aislamiento, el cemento y en ciertas baldosas
para el piso.

1.2. Síntomas
Los efectos de la exposición al asbesto a largo plazo no suelen aparecer hasta 10
a 40 años después de la exposición inicial. La gravedad de los síntomas puede
variar. Estos son algunos de los signos y síntomas de la asbestosis:

 Falta de aire

 Tos seca y persistente

 Pérdida de apetito con pérdida de peso

 Las puntas de los dedos de las manos y de los pies que parecen más
anchos y redondos de lo normal (palillos de tambor)

 Dolor u opresión del pecho

1.3. Causa
La inhalación de fibras de asbesto puede producir formación de tejido cicatricial
(fibrosis) en el interior del pulmón. El tejido pulmonar cicatrizado no se expande ni
se contrae en forma normal.
La gravedad de la enfermedad depende de cuánto tiempo la persona estuvo
expuesta al asbesto y de la cantidad inhalada y del tipo de fibras inhaladas. Con
frecuencia, los síntomas no se notan durante un período de 20 años o más después
de la exposición al asbesto.

Las fibras de asbesto se utilizaban frecuentemente en la construcción antes de


1975. La exposición a este elemento ocurría en las minas de asbesto, industrias
molineras, en construcción, fabricación de materiales a prueba de fuego y otras
industrias. Las familias de las personas que trabajan con el asbesto también pueden
estar expuestas a partículas que ellos llevan en su ropa a la casa.

A medida que la asbestosis progresa, más y más tejido pulmonar se cicatriza. Con
el tiempo, el tejido pulmonar se vuelve tan rígido que no puede contraerse y
expandirse normalmente.

Fumar parece aumentar la retención de las fibras de asbesto en los pulmones, y a


menudo resulta en una progresión más rápida de la enfermedad.

Otras enfermedades relacionadas con el asbesto incluyen:

 Placas pleurales (calcificación)

 Mesotelioma maligno (cáncer de la pleura, el revestimiento del pulmón),


que puede presentarse de 20 a 40 años después de la exposición
 Derrame pleural, una acumulación que se produce alrededor del pulmón
algunos años después de la exposición al asbesto y es benigno
 Cáncer de pulmón

El consumo de cigarrillo incrementa el riesgo de padecer enfermedades


relacionadas con el asbesto.

1.4 FACTORES DE RIESGO

Las personas que trabajaron en la minería, la molienda, la fabricación, la


instalación o la eliminación de productos de asbesto antes de finales de la década
de 1970 corren el riesgo de contraer asbestosis. Por ejemplo:

 Los mineros del asbesto

 Mecánicos de aeronaves y automotores


 Operadores de calderas

 Trabajadores de la construcción de edificios

 Electricistas

 Trabajadores ferroviarios

 Trabajadores de refinerías y molinos

 Trabajadores de astilleros

 Trabajadores que retiran el aislamiento de asbesto alrededor de las tuberías


de vapor en edificios antiguos

El riesgo de asbestosis suele estar relacionado con la cantidad y la duración de la


exposición al asbesto. Cuanto mayor es la exposición, mayor es el riesgo de daño
pulmonar.

La exposición pasiva es posible para los miembros del hogar de los trabajadores
expuestos, ya que las fibras de asbesto pueden llevarse a casa en la ropa. Las
personas que viven cerca de las minas también pueden estar expuestas a las fibras
de asbesto liberadas en el aire.

En general, es seguro estar cerca de materiales que están hechos con asbesto
siempre y cuando las fibras de asbesto estén contenidas. Esto evita que se
introduzcan en el aire y se las inhale.

1.5. COMPLICACIONES

Si tienes asbestosis, corres un mayor riesgo de desarrollar cáncer de pulmón,


especialmente si fumas o si fumaste en el pasado. En raras ocasiones, el
mesotelioma maligno, un cáncer del tejido alrededor del pulmón, puede presentarse
muchos años después de la exposición al asbesto.

1.6 PREVENCIÓN

Reducir la exposición al asbesto es la mejor prevención contra la asbestosis. En los Estados


Unidos, la ley federal exige que los empleadores de las industrias que trabajan con
productos de asbesto, como la construcción, tomen medidas de seguridad especiales.
Muchas casas, escuelas y otros edificios construidos antes de la década de 1970 tienen
materiales como tuberías y baldosas que contienen asbesto. En general, no hay riesgo de
exposición mientras el asbesto esté encerrado e inalterado. Cuando se dañan los
materiales que contienen asbesto, existe el peligro de que las fibras de asbesto se liberen
en el aire y se inhalen.

1.6. DIAGNOSTICO

Las personas que padecen asbestosis suelen tener sonidos anormales a la


auscultación pulmonar llamados estertores o crepitaciones.

Estas pruebas pueden ayudar a diagnosticar la enfermedad:

 Radiografía torácica: se utiliza para evaluar los pulmones, el corazón y la


pleura.
 Pruebas funcionales pulmonares: son un grupo de exámenes que miden si
los pulmones funcionan bien. La más simple es la espirometría.
 Tomografía computarizada de alta resolución pulmonar: utiliza los rayos X
para crear imágenes de cortes del tórax y los pulmones.
 Gammagrafía pulmonar con galio: se utiliza un galio radiactivo para
identificar la inflamación en los pulmones.
 Biopsia pleural o pulmonar.

1.7 TRATAMIENTO

No existe cura, por lo que es muy importante interrumpir el contacto con el asbesto. La
mayoría de los tratamientos para la asbestosis suelen aliviar los síntomas. En función de
la gravedad, se dispone de diversas opciones:

 Rehabilitación pulmonar. Ayuda a la persona afectada a llevar mejor los síntomas


pulmonares.
 Oxígeno administrado mediante máscaras o gafas nasales.

 Si los síntomas son graves, el trasplante de pulmón puede ser la mejor opción.
1.8 OTROS DATOS

El pronóstico es muy variable: muchos pacientes no tienen síntomas o su


sintomatología es leve, mientras que algunos desarrollan disnea (dificultad para
respirar) progresiva y, de forma menos frecuente, insuficiencia
respiratoria, problemas cardiacos y cáncer.

La gravedad de la enfermedad depende, sobre todo, de cuanto tiempo haya estado


expuesto el afectado.

OBJETIVO, ERRADICAR EL AMIANTO

La Separ ha solicitado al Ministerio de Sanidad la elaboración de una Ley Integral del


Amianto para hacer frente a lo que los neumólogos consideran “una amenaza global
para la salud humana: la pandemia de amianto”. Los principales objetivos son:

 Impulsar la detección precoz y activa de las enfermedades causadas por este


mineral.
 Elaborar un censo del amianto instalado.
 Desarrollar un plan estatal para erradicar de forma segura el amianto antes de
2028.

Cuando consultar al medico


Si has estado expuesto al amianto y sientes que cada vez tienes mayor dificultad
para respirar, habla con el médico sobre la posibilidad de que tengas asbestosis.
2. ¿QUÉ ES SILICOSIS?

Es una enfermedad pulmonar causada por inhalar polvo de sílice.

La silicosis, la más antigua de las enfermedades pulmonares ocupacionales


conocidas, es causada por la inhalación de partículas de dióxido de silicio en forma
de sílice cristalino no unido (libre), normalmente de cuarzo, o con menor frecuencia
por inhalación de silicatos, minerales que contienen dióxido de silicio unido a otros
elementos, como talco. Los trabajadores con mayor riesgo son los que mueven o
pulverizan rocas y arena (mineros, trabajadores de canteras, picapedreros) o
quienes utilizan abrasivos de piedras o arena que contienen sílice (como
trabajadores que utilizan chorro de arena, fabricantes de vidrio, trabajadores de
fundición, piedras preciosas y cerámicas, alfareros). Los mineros del carbón
corren riesgo de sufrir un cuadro mixto de silicosis y neumoconiosis de los
trabajadores del carbón.

Factores que influyen

 Duración e intensidad de la exposición

 Forma del silicio (la exposición a la forma cristalina plantea un riesgo mayor
que la forma unida)

 Características de la superficie (la exposición a la forma sin recubrimiento


plantea un riesgo mayor que la forma revestida)

 Rapidez de la inhalación después de que el polvo se separa y se convierte


en transportado por el aire (la exposición inmediatamente después de la
fractura plantea un riesgo mayor que la exposición tardía)

2.1.SINTOMAS

En la silicosis aguda, la dificultad respiratoria empeora rápidamente. La persona también


baja de peso y tiene cansancio. La insuficiencia respiratoria a menudo se desarrolla en 2
años.

La silicosis crónica por lo general no causa síntomas durante años, pero muchas
personas con el tiempo desarrollan dificultad respiratoria mientras hacen ejercicio.
A veces, la dificultad para respirar progresa hasta la falta de aliento, incluso
durante el reposo. Algunas personas tienen tos con producción de esputo. La
respiración empeora incluso años después de que la persona haya dejado de
trabajar con sílice. El daño pulmonar deriva en niveles más bajos de oxígeno en
la sangre y llega a sobrecargar el lado derecho del corazón. Esta sobrecarga
conduce a un tipo de insuficiencia cardíaca denominada corazón pulmonar (cor
pulmonale), que puede ser mortal.

La persona con silicosis acelerada experimenta los mismos síntomas que la


persona con silicosis crónica, pero los síntomas se desarrollan y empeoran en un
periodo más corto.

Las personas con silicosis son varias veces más proclives a


desarrollar tuberculosis o nocardiosis cuando se exponen a los organismos que
causan tales enfermedades que quienes no tienen silicosis. Estos sujetos también
están en riesgo de esclerosis sistémica progresiva, enfermedad renal
crónica y cáncer de pulmón.

2.2. CAUSAS

El sílice es un cristal común que se presenta naturalmente. Se encuentra en la


mayoría de los lechos rocosos y forma polvo durante el trabajo con minería, la
explotación de canteras, la construcción de túneles y al trabajar con ciertos
minerales metálicos. El sílice es un componente principal de la arena, por lo que las
personas que trabajan con vidrio y chorreado de arena también están expuestas a
este elemento.

2.3. Se presentan tres tipos de silicosis:

 Silicosis crónica, la cual resulta de la exposición prolongada (más de 20 años)


a bajas cantidades de polvo de sílice. Este polvo causa inflamación en los
pulmones y ganglios linfáticos del tórax. Esta enfermedad puede hacer que
las personas tengan dificultad para respirar y es la forma más común de
silicosis.

 Silicosis acelerada, la cual se presenta después de la exposición a


cantidades mayores de sílice en un período más corto (5 a 15 años). La
inflamación de los pulmones y los síntomas ocurren más rápidamente que en
la silicosis simple.

 Silicosis aguda, la cual resulta de la exposición a cantidades muy grandes de


sílice durante corto tiempo. Los pulmones se inflaman bastante y se pueden
llenar de líquido, lo que causa una dificultad respiratoria grave y una baja de
los niveles de oxígeno en la sangre.

2.4. LAS PERSONAS QUE SE DESEMPEÑAN EN TRABAJOS EN DONDE


ESTÁN EXPUESTOS AL POLVO DE SÍLICE ESTÁN EN RIESGO. ESTOS
TRABAJOS INCLUYEN:
 Fabricación de abrasivos

 Fabricación de vidrio

 Minería

 Trabajo en canteras

 Construcción de carreteras y edificios

 Chorreado de arena

 Corte de piedra

La exposición intensa al sílice puede causar esta enfermedad en un año, pero, por
lo general, toma al menos 10 o 15 años de exposición antes de que se presenten
los síntomas. La silicosis se ha vuelto menos común desde que la Administración
de Seguridad y Salud Ocupacional (Occupational Safety and Health Administration,
OSHA) estableció regulaciones que exigen el uso de equipo protector que limita la
cantidad de polvo de sílice que los trabajadores inhalan.

2.5 PREVENCIÓN

Las intervenciones preventivas más eficaces para la silicosis se producen a nivel


industrial en lugar del nivel clínico e incluyen la supresión de polvo, el aislamiento
de los procesos, la ventilación y el uso de productos abrasivos que no contengan
sílice. Las máscaras respiratorias brindan protección imperfecta y, aunque son
útiles, no representan una solución adecuada. Se recomienda la vigilancia de los
trabajadores expuestos con cuestionarios respiratorios, espirometría y
radiografías de tórax. La frecuencia de la vigilancia depende en cierta medida de
la intensidad prevista de la exposición. Otras medidas preventivas incluyen dejar
de fumar y la administración de la vacuna antineumocócica y antigripal.

Los médicos deben estar alertas respecto del riesgo de tuberculosis y de


infecciones por micobacterias no tuberculosas en pacientes expuestos a la sílice,
sobre todo los mineros. A las personas expuestas a la sílice se les deben realizar
pruebas con tuberculina anuales. A los que presentan una prueba cutánea positiva
se les debe realizar el cultivo de esputo para tuberculosis. En algunos casos,
pueden precisarse TC y broncoscopia para confirmar la tuberculosis. Los
pacientes con una prueba de tuberculina positiva y cultivos negativos para
tuberculosis deben recibir quimioprofilaxis con isoniacida, según las directrices
tradicionales para los que reaccionan a la tuberculina.
2.6 DIAGNOSTICO

 Antecedente ocupacional de exposición a la sílice

 TC o radiografía de tórax

 A veces, biopsia de tejido para la confirmación

 Otras pruebas para distinguir la silicosis de otros trastornos

La silicosis inicialmente no causa síntomas o solo disnea leve. Con el paso de los
años, el desarrollo de síntomas cada vez mayores de disnea, hipoxemia,
hipertensión pulmonar y compromiso respiratorio en un paciente cuyo trabajo los
pone en riesgo sugiere el diagnóstico de silicosis.

2.7 TRATAMIENTO
 Evitar una nueva exposición del paciente

 Tratamiento sintomático (p. ej., con broncodilatadores inhalatorios y


corticosteroides).

 Para la silicosis aguda, posiblemente corticosteroides orales y/o lavado


pulmonar completo

 Rara vez, trasplante de pulmón

Los pacientes con obstrucción de las vías aéreas debido a cualquier forma de
silicosis pueden tratarse en forma empírica con broncodilatadores y
corticosteroides inhalatorios. Los pacientes deben ser monitorizados y tratados por
la hipoxemia para prevenir la hipertensión pulmonar. La rehabilitación
pulmonar puede ayudar a los pacientes a realizar actividades de la vida cotidiana.
Los trabajadores que desarrollan silicosis no deben ser expustos nuevamente.
El trasplante de pulmón es el último recurso. Se ha propuesto una serie de
tratamientos experimentales, pero ninguno ha demostrado ser eficaz para alterar
el curso de la enfermedad.
El tratamiento de la tuberculosis en pacientes con silicosis es igual que para otros
pacientes con tuberculosis, salvo que suelen recomendarse ciclos más
prolongados porque la recaída es más frecuente en aquellos con
silicotuberculosis.
3. ¿QUÉ ES ANTRACOSIS?
La enfermedad de los mineros de carbom
La antracosis es una afección pulmonar consecuencia de una prolongada
exposición e inhalación de polvo con alto contenido en carbón. Esta enfermedad
también es conocida como neumoconiosis del minero de carbón o enfermedad
del pulmón negro. Esto se debe a que la afección tiene una alta prevalencia
entre personas dedicadas a la minería.
El carbón es un mineral de color negro que contiene
principalmente carbono. Contiene otros elementos tales como: azufre,
oxígeno, nitrógeno o hidrógeno. Se utiliza como combustible fósil debido a su
poder calorífico y su alto porcentaje de elementos volátiles .

Principalmente constituido por trabajadores pertenecientes a la industria

carboquímica e industrias varias.


 Mineros.
 Cortadores de carbón.
 Fabricantes de grafito.
 Manufactureros de electrodos de carbón.

3.1 SINTOMATOLOGÍA Y TRATAMIENTO DE LA ANTRACOSIS

 Los alveolos cuyas paredes han sido dañadas no volverán a recuperar su

integridad. Por lo tanto, la pérdida de función respiratoria es

progresiva y crónica. Estos síntomas son muy comunes también en

fumadores habituales,quienes suelen desarrollar EPOC (enfermedad

pulmonar obstructiva crónica), afección cuya fisiopatología es muy similar

a la antracosis.

 Por otro lado, parece que la antracosis se relaciona con una mayor

predisposición a padecer artritis reumatoide, una enfermedad

autoinmune crónica que afecta a las articulaciones y tejidos circundantes

produciendo inflamación y dolor.


Por norma general, la antracosis no suele producir síntomas. De hecho, los

síntomas pulmonares son causados por afecciones secundarias derivadas

de la acumulación de carbón, pero no debidas a ella.

Según los expertos, entre estos síntomas se encuentran:

 Enfisemas pulmonares focalizados.


 Aparición de ciertos tipos de cáncer (en algunas casos, no se trata
de una constante).
 Por otra parte, en algunos pacientes, puede haber un desarrollo de
tos crónica, aun cuando dejan de estar expuestos a ese tipo de
polvo.

3.3. EL TRATAMIENTO DE LA ANTRACOSIS, EN ALGUNAS


OCASIONES, PUEDE INCLUIR:

 Terapias con oxígeno.


 Rehabilitación pulmonar.

Sin embargo, en la mayoría de los casos, los defectos producidos como

consecuencia de la exposición son crónicos, por lo que el tratamiento se suele

limitar a restringir a los individuos de nuevas exposiciones, especialmente

en los casos más graves.

Se considera importante adoptar, como medida adicional, mantener al paciente

en un entorno limpio o, en otras palabras, con la menor contaminación posible.

3.4. Antracosis como Enfermedad Pulmonar de los mineros y su


FisioPatología y Patogenia

La fisiopatología de una patología como la antracosis explica fácilmente la patogenia


y síntomas que esta enfermedad va a generar. Esta fisiopatología se da en los
siguientes pasos:
 En primer lugar el polvo de carbón penetra en los pulmones
 A posteriori dicho polvo, es captado por los macrofagos pulmonares
 Estos macrofagos cargados de polvo. Liberan unas sustancias conocidas
como citoquinas que son mediadoras de la inflamación.
 Al producirse la inflamación se observa el polvo de carbón alrededor de los
bronquiolos y alveolos. Generando lo que se denominan máculas de carbón.
 Este proceso inflamatorio generalizado cambia la estructura normal del
pulmón. Generandose así un enfisema pulmonar focal, debido a que las
paredes de los alvéolos se debilitan al dilatarse de forma crónica.

3.5. ANTRACOSIS PULMONAR FACTORES DE RIESGO

El principal factor de riesgo para el desarrollo de una antracosis es la exposición al


polvo de carbón, como ocurre con los mineros. A parte de esto influyen también las
características del polvo inhalado, el tiempo que dura la exposición a dicho polvo y
factores individuales como:

 La presencia de patologías previas pulmonares como por ejemplo la


tuberculosis.
 Pacientes que presenten una EPOC previa. La cual además se agravará con
la antracosis.
 Enfermos con algún tipo de cáncer de pulmón.
 Antracosis pulmonar en personas fumadoras de tabaco.

3.6 Antracosis Pulmonar por tabaco en fumadores

Si hay un factor de riesgo que puede ser fácilmente prevenido es el hábito del
tabaquismo. Ya que especialmente en el caso de los mineros del carbón fumadores.
La probabilidad de desarrollar una enfermedad como la antracosis se ve
especialmente agravada.

3.7 Antracosis Enfermedad Profesional

Claramente en la legislación de la gran mayoría de países. Se recoge a la antracosis


como una enfermedad laboral o profesional. Y por lo tanto con los mismos
derechos a nivel de incapacidad laboral. Que otras neumoconiosis sobre las que
hay una legislación similar como son la Silicosis y la Asbestosis

3.8 ¿Antracosis y su posible Contagio?

Es cierto que cuando aún no se tenía claro el origen de la enfermedad. Algunas


personas pensasen que al darse en poblaciones mineras. Se tratase la antracosis
de una enfermedad de tipo contagioso. Hoy en día claramente esto está
completamente descartado. Siendo pues la antracosis una enfermedad individual,
ligada al ámbito laboral de las personas. Que trabajan en ambientes con altas
concentraciones de polvo de carbón

También podría gustarte