Está en la página 1de 4

DECRETO CON RANGO Y FUERZA DE LEY DE PRECIOS JUSTOS.

Antes de entrar de lleno en el decreto, aprovechamos la oportunidad de hablar un poco


sobre la fijación de la LOPJ, está en las decisiones de fijación de precios donde existen
factores tanto cuantitativos como cualitativos; dentro de los primeros destaca el nivel de
costos. Pues en Venezuela, dada la entrada en vigencia y la aplicación de la Ley Orgánica
de Precios Justos, es oportuno reflexionar sobre los procedimientos previstos en la
normativa legal para la determinación de precios a la luz de la metodología y los
procedimientos contables.

Se halló que en el país la fijación de precios máximos se basa en el nivel de costos y que
a nivel de productor e importador se reconoce solo una parte de su estructura de costos, ello
ocasiona que realmente no se obtenga un margen de ganancia de 30% y 20%,
respectivamente, como margen máximo de ganancia.

La Ley Orgánica de Precios Justos abarca el precio de máximo de venta de los productos, el
margen de beneficios que se puede obtener por la venta de bienes o servicios 20% para
importadores y 30% para productores nacionales- el marcaje físico del precio de los
productos, así como el sistema para determinar los precios de esos bienes o servicios.

Finalmente, el impacto de esta LOPJ en el mediano y largo plazo dependerá de la eficiencia


y flexibilidad de su aplicación, así como de la transparencia y la rapidez en sus procesos de
auditorías a los sujetos de aplicación; ello con la finalidad de no desestimular la oferta y
que, por el contrario, sirva como un mecanismo que garantice las cantidades adecuadas de
bienes y servicios de calidad a la población venezolana.

Muy bien, ahora entrando de lleno, tenemos que lo que antes se conocía como Ley
Orgánica de Precios Justos, ha tenido varias reformas a lo largo de estos años desde su
creación llamándose ahora como lo que tenemos hoy en día, un Decreto con Rango Valor
y Fuerza de Ley de Precios Justos.
En Gaceta Oficial de la República Bolivariana de Venezuela N° 6.156 Extraordinario del
19 de noviembre de 2014, fue publicado el Decreto N° 1.467 con Rango, Valor y Fuerza de
Ley de Reforma Parcial del Decreto con Rango, Valor y Fuerza de Ley Orgánica de Precios
Justos.

A continuación presentamos los aspectos más relevantes de esta reforma:

SUNDDE: Se modifica el órgano de adscripción de la Superintendencia Nacional para la


Defensa de los Derechos Socioeconómicos (SUNDDE), que pasa de la “Vicepresidencia
Económica de Gobierno” a la “Vicepresidencia de la República.”

Derechos Individuales: Se incorporan a la norma los “derechos individuales” de las


personas en relación a los bienes y servicios.

Derecho de Garantía Obligatoria: Se incorpora a la norma el derecho de garantía


obligatoria para vehículos, maquinarias, equipos, artefactos y otros bienes de naturaleza
durable que posean sistemas mecánicos, eléctricos o electrónicos susceptibles de presentar
fallas o desperfectos. Dicha garantía deberá cubrir deficiencias de la fabricación y de
funcionamiento.

Intendencia Nacional para la Protección del Salario del Obrero y la Obrera: Se


incorpora a la estructura de la SUNDDE una nueva Intendencia Nacional para la Protección
del Salario del Obrero y la Obrera, la cual estará encargada de “recibir y tramitar las
denuncias y peticiones de los obreros, sindicados o no, sobre prácticas industriales o
comerciales que afecten el abastecimiento o accesibilidad a bienes o servicios desarrollados
por los sujetos de aplicación”.

Atribuciones del Superintendente: Se incrementan las atribuciones del Superintendente,


incorporando la facultad de imponer las sanciones previstas en la Ley Orgánica de Precios
Justo (antes pertenecía directamente a la Intendencia de Protección de los Derechos
Socioeconómicos), así como dictar las providencias administrativas vinculadas al acto
conclusivo que agoten la vía administrativa.

Sistema de Adecuación Continua de Precios Justos: Se crea el “Sistema de Adecuación


Continua de Precios Justos”.

Certificado de Precios Justos: Se elimina el artículo referente al “Certificado de Precios


Justos” y se establece en su lugar, el poder de la SUNDDE para solicitar al órgano
competente la suspensión temporal o definitiva de los sujetos de aplicación de cualquier
sistema de asignación de divisas, cuando se compruebe que han incurrido en cualquiera de
los ilícitos contemplados en la Ley Orgánica de Precios Justos.
Medidas Preventivas: Se establece que las “medidas preventivas” podrán dictarse en
cualquier etapa, fase o grado del procedimiento, mientras que en la Ley anterior se
establecía que éstas podrían dictarse durante la inspección o fiscalización.

Definiciones y Sanciones: Se modifican las definiciones y sanciones de algunos Ilícitos


previstos en la norma:

Especulación: Anteriormente limitado a la venta de bienes o prestación de servicios a


precios superiores a los fijados por la SUNDDE, incluye actualmente la enajenación de
bienes o prestación de servicios a precios o márgenes de ganancia superiores a los fijados o
determinados por la autoridad competente a través de fijación directa o mediante la
autorregulación, de acuerdo a las normas que a tal efecto dicte la SUNDDE.

Boicot: Se establece para todos los bienes y servicios mientras que anteriormente estaba
limitado a los que fueran “regulados por la SUNDDE”. Se incorpora la sanción de
confiscación en caso de que el boicot se realice en detrimento del patrimonio público.

Reventa de Productos de Primera Necesidad: El delito incluye la reventa a precios


superiores a los establecidos por el Estado, por regulación directa o por lineamientos para
establecimiento de precios justos (anteriormente limitado a los precios establecidos por la
SUNDDE). Adicionalmente se incorpora una nueva sanción penal de prisión de 1 a 3 años
y se establece que en caso de reincidencia, la pena será aplicada al máximo y la multa
aumentada al doble de su límite máximo.

Estos entre otros que la ley ahora lo conforma.

En razón de lo expuesto, entre los fines del Decreto con Rango, Valor y Fuerza de Ley
Orgánica, se orienta el desarrollo socio productivo, la equidad y el dinamismo, para crear
un sistema que garantice una estructura de costos justificable, con el fin de proteger los
ingresos de las ciudadanas y ciudadanos, y muy especialmente, el salario de las
trabajadoras y los trabajadores.

Es de acotar que este Decreto con Rango, Valor y Fuerza de Ley Orgánica, es parte del
nuevo proyecto hegemónico, que se construye en paz, pero en una sociedad que todavía
lleva la pesada carga de las formas de dominación económica del pasado. Finalmente, la
perspectiva está en cambiar la cultura especulativa que todavía mantiene sus vestigios en el
imaginario colectivo de la formas del comercio tradicional, y garantizar alternativas de
largo alcance por medio del papel asignado a la Superintendencia Nacional de Protección
de los Derechos Socioeconómicos, que junto a la participación activa del pueblo, debe
llevar adelante las pautas normativas, regulativas y operativas encomendadas, dentro de la
ardua tarea de recuperar para los usuarios lo que por años perdieron en el comercio injusto.
Ahora, este Decreto, en sus artículos 1 y 2 se habla o expresa tanto el objeto de este como
aquellos sujetos de son susceptibles de su aplicación.

En su artículo “1” se encuentra su objetivo y este no es más que establecer normas que
regulen y controlen dentro de su ámbito de determinación de los precios, bienes y servicios
claro esta esto se debe llevar a cabo dentro de los márgenes de ganancia, los mecanismos
de comercialización, y los controles que se deben ejercer para garantizar el acceso de las
personas a bienes y servicios a precios justos, que conlleven a la satisfacción de sus
necesidades, llegando así a aquellas condiciones de justicia y equidad.

En resumen su objetivo es que a partir de estas normas regulizadoras se lleve a cabo la


protección de los bienes o ingresos de los ciudadanos y muy especialmente, el salario de las
trabajadoras y los trabajadores.

Ahora en los sujetos de Aplicación, encontrados en el articulo “2” de el presente decreto se


logran localizar dichos sujetos las cuales son los siguientes:

Las personas naturales y jurídicas de derecho público o privado, nacionales o extranjeras,


que desarrollen actividades económicas en el territorio de la República Bolivariana de
Venezuela, incluidas las que se realizan a través de medios electrónicos.

También podría gustarte