Está en la página 1de 2

AL PUEBLO DE MICHOACÁN:

A LAS ORGANIZACIONES ESTUDIANTILES, SOCIALES, CAMPESINAS Y SINDICALES:

A LOS MEDIOS DE COMUNICACIÓN:

Desde hace mas de 500 años, la historia de México ha sido marcada por el sometimiento de unos
pocos hacia la inmensa mayoría, nosotros hemos sido obligados a vivir en la pobreza, en el
hambre, en la explotación, en la muerte. Este sufrimiento nos une a los dolores de otros pueblos de
América Latina, África y Asia los cuales también fueron conquistados y explotados.

Los pueblos de México y del mundo seguimos siendo exprimidos para enriquecer y empoderar a
las naciones, gobiernos, empresas o individuos que hoy dominan a un mundo empobrecido. En
nuestro país más de la mitad de los mexicanos vivimos en la pobreza.

Años de luchas de independencia y de revolución, años de emperadores, de presidentes, de su


democracia, de sus elecciones, de sus partidos y de sus promesas, y sin embargo, los que abajo
vivimos seguimos hambrientos y enfermos de pobreza, México sigue siendo esclavo, colonizado y
explotado por unos cuantos.

El sistema económico que nos imponen y provoca nuestro sufrimiento se llama capitalismo, el cual
ha impulsado como nunca el desarrollo de la tecnología, la ciencia y las comunicaciones; el mundo
vive un crecimiento en la producción de mercancías y riquezas nunca antes visto; sin embargo,
nuestros hijos y los hijos de millones de seres humanos se mueren de enfermedades curables,
hambrientos, analfabetos y sin haber podido construir alguna certidumbre para sus hijos y sus
familias, obligándolos a migrar a Estados Unidos como millones de mexicanos lo han hecho.

El pueblo mexicano ha sido constantemente engañado por sus gobernantes, por un lado prometen
gobernar para nosotros y por el otro imponen políticas que nos afectan a todos y a todas, a los
campesinos les despojan la tierra y el bosque, o los asesinan o desaparecen por defender su
territorio como sucede en la Comunidad Indígena de Ostula y en Cheran; a los estudiantes los
reprimen por democratizar sus escuelas, por exigir accesos a la universidad, por exigir empleo
digno; a los maestros como al resto de los trabajadores se les quiere despojar de sus derechos,
con la reforma laboral que impulsa el gobierno Panista; a los electricistas y mineros, se les despide
injustamente. No tenemos acceso a la vivienda, solo en Morelia existen más de 300 colonias
irregulares y los servicios médicos son cada vez mas privilegio de unos pocos.
Aunado a todo esto, ante las luchas de los pueblos, los malos gobiernos criminalizan el
descontento popular, con detenidos-desaparecidos o llenando las cárceles de luchadores sociales,
activistas defensores de los derechos humanos, campesinos, estudiantes, obreros, cientos de
presos políticos en las diferentes cárceles del país. Dejando de manifiesto que no vivimos en un
gobierno democrático.

Todas estas adversas condiciones que padecemos, provocan en millones un miedo paralizante,
que detienen sus deseos de luchar por transformar este País, pero al miedo y a la oscuridad, se
les derrotan con el fuego de la organización y con la semilla de la conciencia basada en la
necesidad impostergable de construir un gran movimiento que enfrente a nuestros carceleros y a
los que con nuestras condiciones se benefician.

¡Mexicanos y Mexicanas! Así como la miseria y la explotación están presentes a lo largo y ancho
del país, la lucha popular debe impulsarse y desarrollarse en cada rincón de nuestra patria. Por ello
convocamos a un PRIMER PARA CIVÍCO ESTATAL este 19 de MAYO de 2011, donde
manifestemos nuestro descontento y dejemos claro nuestra resistencia contra la carestía de la
vida, contra la criminalización de la lucha social y contra la reforma laboral y donde nuestras
banderas sean las necesidades sociales, políticas y económicas más sentidas del pueblo
trabajador, las que ayer fueron demandas: Vivienda, tierra, trabajo, pan, salud, educación,
independencia, democracia, libertad y justicia, y que hoy son exigencias inaplazables.

La historia de nuestro México ha estado siempre marcada por un pueblo que no se rinde y que se
enfrente al poder, así lo hicieron hace 200 años contra el imperio español, así lo hicieron hace 100
años contra la dictadura de Díaz, y así lo aremos hoy, ya que el presente nos exigen la unidad de
todos, para transformar a nuestra Patria.

¡Vivan las luchas populares!


¡Unidos Venceremos!
Democracia, Tierra, Trabajo, Libertad y Justicia

MOVIMIENTO DE IZQUIERDA REVOLUCIONARIA


Michoacán, abril de 2011