Está en la página 1de 132

_«*.

INTENDENCIA DE COLONIA

1 COMITÉ PATRIÓTICO bEPÁJÜTAMENTAL'.' _. ^

DEL HISTÓRICO
PARTIDO
LAS
VÍBORAS
P a r t e II

\ Q

'oc

'A; •

n ú m e ro

DOS
Serl* Historia de Colonia
• INTENDENTE DEPARTAMENTAL.
Cnel. (R) Yamnnclú A. Viglieiti

JUNTA DE VECINOS

Presidente: Dr. Amoldo Karlen.


Vice Presdsnte: Don Enrique Davit.
Secretaria: Srtn. Gladys Martínez
Sr. Luis González Airieta.
Sr, Edeiberto Montegui.
Sr. Hugo Dupré.
Sr. Gastón Justct.
Sr. Luis Fregerio.

COMITÉ PATRIÓTICO DEPARTAMENTAL

Presidente: Cnel. (R) Yamandi'i A. Viglietti.


Cnel. Enso Cnruchet.
Dr., Luis González Arrieta.
Dru. Martlia Batistella de Salabcny.
Dir. Angela Ferreira de Grant.
Dir. Estlier Pérez de Tognola.,
Cnel. Daniel García.
Tte. Cnel. Rafael Fajardo.
Dir. María Elena Tunessi de Verges.
Cap. Itisp. (TNN) Enieteiio Lessa.
Cnel. Artigas Miranda Dutra.
Sra. Yolanda Capnti do Franco.
COMITÉ PATRIÓTICO CARMELO COMITÉ PATRIÓTICO FLORENCIO
Presidente: • Otelia R. de Sartori. SÁNCHEZ . :
Vice Presidente: Elina. A. de Aristia.
Sria. ViLda Panera. Presidente: -•' Rosita Giménez.
Bibliotecaria: Esnilda Gianusi. Vicepresidente: Diana Denis de Gfeller,
Vocales: Marta C. de ' Barbieri. Secretario: Heriberto Avondet.
Adelia Sarachu. Pro-Secretario: Mirtha Figueredo de Rodríguez
daría de los Angeles GianuSi. Tesorero: Sonia Schoepf de Celio.
María Angélica Valente. Pro-Tesorero , Ardito Velázquez.
Romilda T. de Troise. Vocales: Amanda Gabarrot de Gabarrot.
Laura B. de Magrini. Elvira Morales Viera.
Dora Bianchi de Dicine.. Liliana Mrujavac de Torres.
• Riña Leiza de Alonso. Auneris Araujo de Martínez
Suplentes: Célica de Bruan.
COMITÉ PATRIÓTICO CONCHILLAS Juana Cabrera' de Barreto,
Raquel Olivera de Semadén
Presidente: Delfina F. de Almada.
, Buenaventura Álvarez de Vilialbí
Vica Presidente: Aniba] Micol.
Yamandú Cristoforone.
Secretario: Telmo J. Ferri Repetto.
Mario Brum.
Pro-Secretario: Néstor Aguilar •
7
Tesorero: ( Catalina Micol.
Pror-Tesorero Héctor i,. Corujo.
Vocales: Ana R. de Ferri. COMITÉ PATRIÓTICO JUAN L. LACAZE
Elia O. de Micol.
Teresa M. de Grucci.
César M. Soler. Presidente: Tte: 2? (PNN) Eduardo Aguiñagí
Colaboradores: Andrés Boné. Secretario: Walter Hugo Schnyder
Rubén Carro. Vocales: • Ana M^ Magnabesco de1 Ferrarji
Héctor M. Coimán. Nicolás Pisú Scremini.
Delia M. de Rey, Hermana. Juanita -Ibarra.
Rdo. Tomás-\V. Taséo.
COMITÉ PATRIÓTICO CUFRE Proi. Sonia Rodríguez de Sos;

Presidente: Eduardo A. Baraies Bonancea.


Vice Presidente: jorge Moreira.
Secretario: Roberto Busto.
Pro-Secretario: Liliana Quintana de Fabra, COMITÉ PATRIÓTICO LA PA¿
Tesorero: Oiga Gugelmeier-
Pro-Tesorero L:ii.; Albertini Rodríguez.'
llamón Morales. Presidente: Darío Salomón Maurin.
Vocales: Secretario: . Ibelda Montangie de SpineU:
Oind,- Pérez Cecilia.
Mario Deleón. Tesorero: Hernaldo L. Costabel Flores.
Héctor González. Vocales: Martha Félix de Muniz.
Ott" Gugelmeier. Erieo E. Jourdan Cumellas.
Emilio Rebollo. .luíisi G- Maurglia Bufia.
Andrés Vioito. Enrique G. Plavan Refentch.
COMITÉ PATRIÓTICO MIGUELETE Tesorero: Julio Bouissa.
Vocales: Daniel A. Geyjnonat. '
Presidente: Heraldo P!enc- *- ~- José E. Mendoza.
Secretaria: !>usi Barate ile Artús.- Juan J. León.
Tesorero: • Valdo Pontet-
Vocales: Comisario Antonio Marziica - COMITÉ PATRIÓTICO ROSARIO
El vio Tahnón.-
Martha Y. de Bonjour.- Presidente: ._Dra_. Otilia Pratt de CoIIazzi.
Eduardo Planchón- Pte. ^ií Thasdjian.
Gladys C. de Tour.- l.er Vice
Raúl Estévez.- 2do. Vice Ángel A- Blanco.
Pte,
Secretario: Camila Meny de Orizii.
COMITE PATRIÓTICO NUEVA HELVECIA Pro Srio. Alba Castilla de Epherre.
Tesorero: Sergio. Daverede Meny.
Presidente: Dr. Ismael Triay Pro Tro. José Di Paulo.
Vice Pte. Dr. Arnoldo Karlen Vocales: Digna Velázquez de Garat.
Secretario: Daysi Mesner- Pbro. Juan Capistrano.
Tesorero: Arturo Rodríguez r Delia1 Rey de Ayala.
Pro Tro. Ricardo Ettlin.- Mary Gabitto de Charbonnier.
Vocales: Eleonora Z. de Ettlin.- Evangelina Causa de- HoFfmart.
Erica Arrteche de Hoffmann - Yamandú Frezia.
María Lauber de Rodríguez. - Ethel Peyrot de Ramos.
Raquel Lilián Triay.- Osear Pereira Arostegui.

COMITÉ PATRIÓTICO NUEVA PALMIRA COMITÉ PATRIÓTICO TARARIRAS

Presidente: Hebert Berretta. Presidente: Alex Ihan.-


Vice Pte. Horacio Zapiola. Vice Pte. Mario Michelín ' Sa!omón.-
Secretario: .iosó H Manchal Secretaria: Máíría de. los Angeles Zenone.
Pro * : Humer Ihirburúa. Wilfredo Raver Bongour.-
Tesorero: Juan Pt Gatto. Pro Srio. Pedro E. Pérez.-
Pro Tro. Hebert Martínez. Tesorero Héctor Malán.-
Vocales: " Ma. S. de Miguez. Leonel Bertoni Tourn.-
Susana A. de Pegazzanu. M. Sonderreger García.-
íícynaldo Sayas.
Aalrúbal Guinovart. COMITE PATRIÓTICO VALDENSE
Antonio Company.
Presidente: Alberto Annand Ugon
Sria.: Dora AHio de Roland
COMITÉ PATRIÓTICO OMBUES Hortencia J. de Fracimiie.-
DE LAVALLE Teófilo Davyt- *
Themis Magnone.-
Presidente: E*c\ Vilnui Mireya Lacoste Nelly Jourdan de Benia -
Maurín. B anca Germano de Jorcín.-
Vice Pte. Rafael I. Torres. Crio. Sergio Santiago Solari-
Secretaria: Elena- Davyt de Urruti. Destín Walser.r
Pro Srio> w Delmo Geymonat.
INTENDENCIA DE COLONIA

COMITÉ- PATRIÓTICO DEPARTAMENTAL


. f
I
SOLO PARA LECTURA EN SALA
NO PUEDE SER RETIRADO DE BIBLIOTECA

DEL

DE LAS VÍBORAS
p a r t e II

CNEL. (R) RICARDO CECILIO GALLARDO

- COLONIA, 1978 -

¡iffy?
; 1
Capítulo X

EL ESTADO ÁRTIGUISTA.- FUNDACIÓN DE PURIFICACIÓN, CARMELO

E HIGUERETAS.- LA GUERRA CON EL PORTUGUÉS; REPERCUSIÓN

EN VÍBORAS. LA ALARMA GENERAL; EL FIN DE LA LUCHA.

Aquel 1815 tuvo una iniciación significativa con el triunfo de


Guayabos. En febrero las tropas orientales entraban en Montevi-
deo poniendo fin a la dominación porteña. Una proclama del Ca-
bildo de Buenos Aires rehabilitaba a A r t i g a s . . .

Ya en mayo se especulaba con la expedición española que al


mando del General Morillo, vendría al Plata.- En ¡unió Torgués
deja el Gobierno de Montevideo. . .

Los orientales escribían su historia, su futuro. También otros


construían para ese devenir. Desde principios de este tan -esperan-
zado ano "el proyecto de conquistar las Provincias Unidas y anexar-
las al Brasil, era un plan resuelto en los consejos de la Corte de
Río de Janeiro y aceptado por el Ministro a r g e n t i n o . . . " dice Bau-
za. (1)

Pero ya conoceremos la, realización de esos planes. Recordemos


ahora, por !o que interesa a nuestra relación, que a fines de junio
nuestro Artigas comunicaba la creación del Pueblo de Purificación
y disponía que le enviaran los malos europeos...

El Protector está, otra vez, sobre el Uruguay; ahora, gobernan-


te. Si- el Río epónimo le atrae, tiene entonces otros motivos para
ello. Desde allí siente el contacto de las provincias, litoraleñas
vecinas, y tiene panorama sobre la Oriental; para proteger a las
primeras y para objetivar su acción y gobierno sobre la segunda.
Es, ademas, lugar distante de la frontera terrestre. También él ana-
iiza el futuro, conoce al portugués,- y deja todo el. territorio de la
Banda como espacio de maniobra para sus partidas. El no le espe-
rará; en persona, cuando sea oportuno, dentro de un esquema ya
visado, le buscará en el mismo territorio lusitano.

— 5 —
Mientras, crea pueblos; Purificación, el Cuartel General, está
en desarrollo; Las Vacas% será realidad de aspiraciones viborenseS;
Higuerítas que espera un fructuoso destino asomada al Uruguay,
recibirá también orden suya para poblar.

1816.- Fundación en Las Vacas. (El Carmelo). Retomando los inten-


tos de traslado del Pueblo de las Víboras al Rincón de Escobar pri-
mero, en 1802 y luego al Puerto de las Higueritas en 1809, en
gestiones de los Párrocos Casimiro José de la Fuente y Felipe San-
tiago Torres de Leyva, respectivamente, llegamos a\ año 1816 que
será decisivo para tales aspiraciones.

En efecto es" ahora que los vecinos reiteran su solicitud ante


el Jefe de los Orientales.

"Exmo. Sor.

Los vecinos del Pueblo y Partido de las Víboras ante V.E. con
el más profundo respeto decimos: que siendo una de las principa-
les causas que deben constituir . la felicidad de esta Provincia a
cargo de V.E. el destinar las mejores posesiones para población,
llevamos a su alta consideración la necesidad gravísima que tene-
mos para abandonar la que actualmente ocupamos.
El Pueblo de las Víboras Exmo. Sor es uno de los más antiguos
de esta Provincia y que parece debía por esta razón tener mayor
incremento que los que le han subseguido; muy distante de esto
está, tanto que es el ínfimo debido a la mala colocación en que
ios antiguos le pusieron no consultando otro beneficio que el de
tener la misa cerca de sus haciendas.

Desde aquel tiempo todos han conocido este fatal yerro pro-
curando con las posibles diligencias enmendarlo; y aunque ha habi-
do fuerte oposición por el dueño del terreno en donde siempre
se ha solicitado transferirla logrando providencias favorables de los
virreyes para sofocar este laudable pensamiento, no .ha sido posi-
ble abandonar este proyecto, con la esperanza que el tiempo des-
truirá igual tiranía; de aquí es que nadie ha pensado hacer una
sola casa de fundamento, sino que se ha procurado vivir en .unos
ranchos despreciables porque decíamos que era un trabajo infruc-
tuoso, que algún oía e) Pueblo se había de mudar al lugar que la
naturaleza había destinado. La razón hermanada con la grave nece-
sidad hacía conservar esta' esperanza. Ciertamente que ha corres-
pondido. Amaneció ya el ó\a de nuestra suspirada Libertad, y al
primer ensayo que hacemos para tocar de cerca tan grande bien en
solicitar la venia. de nuestra traslación por haber ya desaparecido
el tirano opositor que prefería el, bien particular del común.

En esta virtud Exrno Sor. exponemos a V.E. como, depositario


seguro de la felicidad de esta Provincia, los motivos qus tenernos
para solicitar el mudar la población. El Pueblo da las Víboras 'se
erigió en su principio en una fatalísima, quebrada' que !e hacs
triste y despreciable; y sobre un arroyo que llegado e¡ verano se
seca, conservándose solamente unas lagunas que a la menor calor
se corrompen, cuya agua no sirvs para b&ber, ni lavar y se ven
¡as familias .precisadas con indecible trabajo y perjuicio a ocurrir por
ella tres leguas: de modo que todo transeúnte se admira de la de-
plorable situación de la Población y conoce la urgente necesidad
de ser trasladada.

Ya no es posible Exmo. Sor. diferir para mas Jiempo nuestra


justa solicitud; nosi hemos congregado para deliberar sobre este
interesante negocio, y todos hemos convenido sin que haya uno
solo que contradiga, en suplicar a V.E. nos conceda la indispensa-
ble licencia para trasladar la población sobre el Río Uruguay y Arro-
yo de las Vacas en una posición ventajosísima en breve tiempo
será uno de los Pueblos de esta' Provincia que ofrecerá grande
utilidad.

Si nuestro pensamiento lo creyese V.E. justo y arreglado se


ha ds servir designar el terreno que debe, tener la población para
chacras y demás preciso a su adelantamiento; como, 'también el
permitir que se saque algún material de la Calera de las Huérfanas
de los edificios arruinados para ayuda de la -Iglesia que debemos
construir, pues es innumerable el que hay perdido y dándosele es-
ta aplicación en nada se perjudica aquella hacienda que toda ella
.en el d'\a es escombros por tanto, a V.E. Suplicamos se digne acce-
der a nuestra solicitud en los términos que la hacemos por ser de
justicia &
Felipe Santiago Torres Leyva
José Inacio Sierra
Pedro José Zepeda.

"Purifc.n • . ' " ' ' ' • '

12 fbro 1816.

Por presentada y concedida según el Oficio qe. • acompaño, ' - i ;

- - ARTIGAS", (2)
Sigue Artigas: . . . " . .
"En virtud de la exposición que con fha. fbro. hace el vecin-
dario de las Víboras para mudar el Pueblo de aquel Partido sobre
el Río Uruguay y Arroyo de las Vacas en alguna posición venía-
josa - capaz de proporcionar en lo sucesivo su adelantamiento. He
" venido en concedérselo penetrado de las razones que justifican
esta solicitud. Lo que comunico a V pa. qe. como cabeza de este
vecindario comunique oficialmente esta mi Superior resolución, tan-
to a ese Cabildo de la Colonia como cabeza de ese Departamento,
.como áí de Montevideo Gobernador Intendente de la Provincia,
pa. qe. obtenido el debido conocimiento se proceda a la institución
según, el orden que prescribe el adjunto documento que presen-
tarán al vecindario para su debida satisfacción.

Igualmente, y no obstante el Decreto del Ministro de Hacienda


de Montevideo, oficiará V. al Sor. Alcalde Provincial comisionado
para el reparto de terrenos a fin de que, según las instrucciones
que tiene, proceda al repartimiento de la estancia de las Huérfa-
nas en el modo y forma en ellos indicados; todo lo que comunico a
. V. para su exacto cumplimiento.

¡ Saludo a V con todo mi afecto, .Purificación 12 fbro 1816.


José Artigas
Al'Sor: Alce, de las Víboras Ciudadano Dn. Pedro José Zepeda." (3)
•> ' ' •

• -Como acabamos de ver en la solicitud del vecindario de las


Víboras que merecía estas resoluciones de Artigas se actualizaron
los argumentos que en 1802 había expuesto Casimiro José de la
Fuente. ' . • ,

-Otro decreto del Jefe de los .Orientales decía lo siguiente:


"El Ciudadano José Artigas, Jefe de los Orientales y Protector
de los Pueblos Libres.

Interesado en la felicidad común, el progreso de los pueblos


de la Banda Oriental y habiendo representado el vecindario de IÜ»
Víboras subscrito en la adjunta representación la fatal decadencia
de aqúeí, por la actual situación y las ventajas que adquirirá prc-
porcionalmente mudando de ella a la Costa del Río Uruguay y
Arroyo de las Vacas, he resuelto conceder el permiso para dicha
población y deseando su. fomento y estimular al vecindario por este
deber me ha parecido conveniente señalar una legua y media como
ejidos pertenecientes a aquel pueblo en este orden:
A cada vecino se le dará un cuarto de cuadra debiendo con-
tar cada cual de éstas de cien varas, de manera que en cada cua-
dra se .acomoden.cuatro .vecinos.- Para l a ' Iglesia se le destinará un
lugar aparente en la misma Plaza de un cuarto.de cuadra o, más si
se creyese necesario; y .otro para la- Comandancia o casa de Go-
bierno que deba instituirse en lo sucesivo, , poniendo allí, provisio-,
nalmente la Cárcel. ' - ;.

En el contorno.de un cuarto'de legua de la Rlaza no se dará.


más que un cuarto de, tierra a -cada vecino y. de allí adelante se
le dará al que no tenga • tierras ó., cuadras .para chácaras de arbole-
da o siembra de granos.- ^ ". , • t .
... '- ÍJ i..

• Cada individuo que quiera • poblar sin-.más mérito .que el pre-


sentarse se le concederá el.- terre'no que pida; según la distribución
antedicha. Para ello el Alcalde del Pueblo .-le dará'gratis un papel
de Seguridad, del terreno donado sin más obligación que .la de
poblarlo en el término de cuatro meses -contados desde el día que
le expida la gracia, .en cuyo'tiempo si no • hubiese poblado el 1e-
rreno podrá ser donado a otro cualquiera que después de aquella'
fecha lo denuncie. - - . . • <„ •.

Ninguno de dichos, terrenos donados podrán ser vendido;, per-


mutado ni enfianzadó en-cobro de alguna deuda hasta que la'Pro-
vincia .no delibere lo. conveniente después de su arreglo general.

En esté orden procederé el Sor. Alcalde de las Víboras .con su


vecindario a formar el nuevo "pueblo contribuyendo cada uno por
la parte de su engrandecimiento y - c o n , su- eficacia al progreso para
lo cual cedo en beneficio del mismo' pueblo la Calera de las Huér-
fanas, para cuyo fin pondrá el Sor. Alc.de un vecino honrado que'
vele en su conservación y que su producto se dedique a benefi-
cio del mismo pueblo. Por lo mismo.-cuidará1 que.los .escombros y.'
ruinas que ser hallan en ella se apliquen a j a construcción de la Igle-
sia, según lo pide el vecindario, .y lo demás se conserve y use para
el fomento de tan útil establecimiento. , . - . '

Para constancia de todo lo cual ,se conservará este archivado


con la adjunta representación del vecindario como un ' documento
calificado de esta resolución: y para que tenga la autorización
comp.te la . . . . . . . y firmo en este Cuartel. Grat. a 12 de Febrero
; :
de 1816. •• -' ' • -\ • - . : ...

. • . José Artigas

Al- Sor. Alc.de y.vecind.1? del Pueblo de' las Víboras."

(La escritura ha sido actualizada)'(4) • '


9
Desde fines de enero de 18-16 regía para la Provincia' Una nue-
va división política, de acuerdo con la cual Colonia" era uno.de ..los
seis Departamentos, . comprendiendo la ciudad de Colonia, Colla,
Víboras,-Real de San Carlos y la novísima Vacas.- , v. .

Recientemente también, se habían, realizado elecciones para Al-


calde de las Víboras que debieron repetirse porque el electo D. Ig-
nacio Barrios, no había correspondido "a las honrosas intenciones de
sus'conciudadanos;" D. Ignacio quien sabe porque motivaciones había
fugado. Y el Cabildo de Montevideo lo calificaba duramente a tiempo
que ordenaba nueva elección; "Ha sido en- sumo grado escanda-
losa • la conducta del espurio americano Ignacio Barrios. En el mo-
mento de contemplar que sus conciudadanos le investían el . car-
go honorífico de Juez debió transportarse de gratitud hacia ellos,
pero al contrario demostró en su .fuga una apatía criminal..." etc
(5) Y la nueva elección recayó en D. Hipólito Antonio Montes, de
Oca.-

El nuevo Alcalde tendría sus responsabilidades y tribulaciones.


Los tiempos no eran de buenos presagios y ello se sentía en el áni-
mo de la población. Las empresas fundacionales en la costa en-
contraban muy poco eco. El 1 ? de mayo D. Hipólito ya le escribe
al Cabildo diciendo que "como ya lo hice en mi anterior-oficio" ha
"publicado la proclama del Exmo. Gobierno para los que quisieran
poblar en el Pueblo doride está el Cuartel General" y" "hasta la
fecha no se ha presentado un solo" vecino"

Se refería sin duda a Purificación, por. esos días, desvelo em-


prendedor de Artigas; aclaración que viene al caso porque el his-
toriador Natalio 'A. Vadell ha -atribuido, erróneamente, la mención
al naciente 'pueblo de las Vacas. Es en Purificación que está el Pro-
tector y allí su Cuartel General; -para este pueblo requería todos los
recursos en población, útiles de labranza, de construcción, etc. Y
es desde su Cuartel General que' irradiará su acción de gobierno y
donde'dictará su correspondencia y órdenes como la que, pre-
cisamente, creaba el Pueblo que será Carmelo el 12 de febrero de
1816. .Nunca fue ni pudo ser éste feu Cuartel General por esos días.

La proclama exhortando a poblar a que • al.ude Montes de' Oca


era convincente. . . "El Excelentísimo Señor General y este Ayun-
tamiento siempre interesados en vuestro beneficio, viendo con dolor
desparramadas varias familias, sumergidas en la 'necesidad y abati-
das por su mendiguez, no pueden menos que proponeros los me-
dios para que desferrando de entre vosotros estos- males seáis en
lo sucesivo más felices . . . " -

' — 10 —
'• "S¡ vuestro deseo-,corresponde-a' estas-ideas-.-el- gobierno, fran-
queará los auxilios . necesarios: dé 'buques,-.herramientas de,...agri-
cultura a- quién no .las tenga y. otras - ;prpporciqnes , de gratis par;a
conduciros .a¡ aquel. :desfino, en- que el señor.- general .os hará- legí-
simos poseedores..." (6) . <-•_• -. . v-, . -...., . , , . / ,

El fracaso dé'Ja-convocatoria a poblar .motivad-de. Artigas los


siguientes1 conceptos admonitorios,' casi paternales . . - . :, "s¡ no ha
. *enido efecto, la invitación--de V.$. ,para poblar ^ las . costas del, ; Uru-
guay, al menos quedará satisfecho el Gob.nb con haber" llenado sus
deseos, y los' vecinos no' tendrán que lamentarse dé su desgracia,
después de proporcionárseles .su . felicidad. .Ellos , lloraráni ,¿algún
día esa pérdida'.cuando-.tengan los: conocimientos, bastantes' para
calcular -los .'resultados de su- indolencia'.. . .." • Purificación' W.'má 1
yo 1816.- José Artigas (7) , [ ¡., '' .",\

• •• Un mes después,-palabras . corroborantes..de propósitos ..y.-anhe-


los creadores del Protector, informaban -que acaban de '¡legar- at..zu
Cuartel Genera!' de Purificación / r i á s - d e . 4 0 0 .indios, Abipones, con
• sus correspondientes familias .que-se sumaban a los Guicuruses "que
*enemos reducidos ..a- nuestra sociedad"; "No dudo-que. ellos, serán
muyútiles* a -la Provincia y • que jódo^sacnficio^ debe dispensarse e n '
"su obsequio, consiguiendo con ellos ,ef aumento Vi de la. población
que es el -principio de todos,-los bienes"^ (8),- '-,•: . ,-..,.;. t f,-.4.-:,
'•''\) '''"'••VD) "V-'"Í ia í
El principio de todos los bienes.-., serena ensoñación del Hé-
,¿oe que. ya'espiritualmente tenía,, su. pie..en ,el -estribo. El, 12 ..de ju-
nio había1 zarpado ; de-Río . la escuadra .portuguesa,. . . ^^ ._',_.

Volvamos á - las Víboras.- Allí el._ Alcalde tenía serias, preocu-


paciones por la falta de medios de cómbate.- D. Hipólito '/frontes de
.Oca se dirige al Muy Ilustre Cabildo J. y Regimiento; de Ja. Ciudad
de .Colonia y le trasmite novedades y necesidades.,.;Estábamos a
fines de agosto del 16; "deseando conservar el orden y .tranquilidad
que hasta aquí he hecho guardar en el Partido de mi cargo, he.'.creído
conveniente poner en ja consideración de-V.S. cuan necesario esf p_o-.
ner a disposición-,de-este Juzgado doce armas par-a-con.éllas/armar. a
los vecinos que han de hacer respetar la ..autoridad^ judicial"' "._T...
Sucedía, que la "milicia organizada" "iba a''caminar llevando todo'el
armamento". (°)-Lo poco que-.pedía;el Akalde era mucho enaquejlas'cir-'
cunstancias de tanto a p r e m i o . . . "'. , 1 ; "/ ' ' ,''•';
L=
'f~
>• T Í ; ' •.-, .'~' \.."r. -\ .; ir.-.i •

El m i s m o ' A r t i g a s le. decía a l . C a b i l d o de-lar Colonia: " m a ñ a n a par-


to de este destino, para la Frontera con el resto de las tropas a con-
trarrestar los esfuerzos d e ' P o r t u g a l " (10). *••.} —•>••;•>•'•?? - - ,

— 11 — •
Pero las necesidades de Ja guerra tenían mala cara. Al mes
siguiente volvía nuestro Alcalde de Víboras impetrando al Cabil-
do de la Colonia no se llevaran los vecinos. . . .Si el Jefe de la Pro-
vincia "no encarga otra cosa sino la quietud de los vecinos y que se
les deje en sus labores, comp que son la base del orden y fomento
de los auxilios".... "en la lucha que nos amenaza"? "El Partido por
la leva cada día estaba más exhausto... "Siempre ha sido este Pue-
blo el más abatido en todos los contrastes de nuestra causa; así,
ya no se encuentra trigo, ni otros auxilios por la continua perse- ,
cusión del • vecindario".

Montes de Oca vaticinaba que sí no se tomaban las medidas


que exponía "va a ser este,Partido un escombro"... "y que este
procedimiento tan duro no se observa en el Departamento de Sa-
nano" (11)

Era la guerra. Necesidades, rigor y dramatismo. El 16 de no-


viembre el Cabildo de Colonia recibía una escueta y sobria comu-
nicación de Lavalleja: "En este momento, que.son las 7 de la ma-
ñana he pasado por las armas al oficial Dn. Dionisio Guerra del
escuadrón de milicias de este Departamento por haber, desampara-
do las filas de la Patria y dejar empeñado con el enemigo a muchos
de nuestros bravos soldados, denigrando el carácter con que la
Patria adorna a los que tienen la honra de ser oficiales de ella"
Juan Anf?' Lavalle¡a.- (12)

Y.lejos, en él Este, otros desastres que también repercutían en


Víboras* Dice.el Alcalde Montes de Oca el 29 de noviembre:

"MIC: . . .

"Con esta fecha participo a V.S. habérseme presentado cinco


individuos de la División de este Partido, con armas incompletas,
con la noticia que fueron atacados por los portugueses en la In-
dia Muerta, el martes 19 del que rige y que, habiendo cargado eí
enemigo sobre nuestras tropas huyó nuestra Caballería, incluyan-
do parte de la infantería; yo en el momento he hecho ocultar esta
noticia y a pesar de esta precaución se ha .trascendido; lo que co-
munico a V.S. para que tomen las medidas que juzguen conve-
nientes. Dios gde. a V.S. ms. as. Víboras 29 de Nobre de 1816. Hi- •
pólito* Antonio Montes de Oca.- . .
Al M.KC. Justicia y'Régto de la Ciudad de Colonia" (13)

Y no solamente faltaban fuerzas sino que también había de--

— 12 —
sertores; porque el 20 de noviembre el Alcalde se veía en apuros
para lograr que se presentasen y para remitirlos a la .Colonia como
informaba al Cabildo en esa fecha. .'(14) •

La fundación de Higuerítas.-

Corresponde a este pueblo más tarde conocido como Nueva

Palmira, el honor, ¡unto con el desaparecido Purificación y con Car-


melo de ser fundado por Artigas.- •••

El acto de su fundación igual que el de Carmelo se origina


en una orden del Jefe de los Orientales, a Dn. Manuel Durárv quien
lo delineó y repartió solares, asentándose allí los iniciales pobla-
dores.-

Los anteriores intentos para fundar este Pueblo manifestados


en 1809 por gestiones del Cura Felipe Santiago Torres de Leyva,
habían de tener efectividad en la época Artíguista" de Purificación
con seguridad, casi, en 1816.- . •- •.

. Otro intento análogo, en 1813, por decisión del Directorio de_


Buenos Aires, con intervención del Gobernador de la Provincia D.
Miguel E. Soler y la participación aún de Gregorio lllescas, Alcalde
de Víboras, se malogró también por los sucesos políticos de en-
tonces.- , • ,

Dos testimonios importantes aseveran el. origen de Higüeritas-


luego Nueva Palmira-: como de fundación Artiguista. El ]° de junio
de 1832 el General D. Julián Laguna expresa: "La Guerra Civii
en aquella época paralizó dicha resolución" (se refiere al intento fa-
llido de 1813); "más luego se renovó la solicitud en Campamento
del General Artigas y pasó Dn. Manuel Duran a delinear el Pueblo
y repartir sus chacras y habiéndose perdido por efectos de las gue-
rras los documentos, V.E. podrá servirse pedir informes a los S.S. men-
cionados". . . .

La tan importante declaración del Gral. Laguna se origina en


un pedido del Sr. Fiscal General del 9 de Febrero de 1832: "que
siendo V.E. servido, podrá mandar que se-una a este expediente
la autorización u órdenes superiores en "cuya virtud se ha procedido.
a la fundación de la Nueva Palmira, y que fecho vuelva a su. Mi-
nisterio.- (15)
•Quiere decir que la- autorizada * declaración de Laguna com-
porta dos precisiones:-'la identificación-del fundador'y la continui-
dad de Higuerifas, luego con el nombre de Nueva PaJmira.-
; Otro testimonió es de Felipe Santiago Torres de Leyva y del año
1830. Dn. Felipe Santiago Torres-Leyva, cura propio de las Víboras
en el Estado Oriental,

Por cuanto ha sido declarado para una población por los res-
pectivos gobiernos el punto de las Higueritas, y aún lo habían po-
blado varios vecinos, y fueron desalojados por los buques de gue-
rra brasileros; tratándose nuevamente en erigir la Aduana del Uru-
guay en el indicado punto, se le concede licencia al vecino Dn.
Manuel Baigorria para que pueda formar un establecimiento. . ."
etc.- Se trata de una autorización .para poblar que establece una
valiosa constancia; la existencia de la población luego desalojada
por los buques brasileros. (16)

El mismo Torres de Leyva completa su testimonio el 27 de


marzo de 1830. Se dirige al "Exmo Señor General Brigadier Dn
José Rondeau, Gobernador del Estado del Uruguay" elevando "el
útilísimo proyecto de erigir un nuevo pueblo en el puerto de les
Higueritas..." e historiando los (antecedentes de la población dice:
"Dn. José Artigas que mandó esta Provincia con toda inde-
pendencia, reiteró este. proyecto y Dn. Manuel Duran fue encar-
gado de su cumplimiento quien delineó el lugar, y muchos se po-
blaron. No se había conseguido enteramente el reposo de este te-
rritorio cuando los portugueses lo invadieron y se apoderaron de
él por lo que no se incrementó la población, la que fue entera-
mente desalojada en la guerra que se concluyó por. la escuadrilla
enemiga bloqueadora del Uruguay" (17)

En 1820, ya bajo dominación portuguesa se advierte que H¡-


gueritas habría cobrado nueva vida; posiblemente volvieron algu-
nos de los pobladores expulsados por las tropas invasoras y habían
ya vecinos en "aquel destino". El 16 de mayo el Alcalde de Víbo-
ras, Bautista Mendieta, se dirige al Alcalde Principal del Depar-
tamento, proponiendo la creación del cargo de Comisionado en el
"puerto de la Higuerita". Fundamentaba la propuesta en que era
uno de los "puntos donde con facilidad pueden desembarcarse to-
da clase 'de efectos y personas clandestinamente..."
Proponía también como Comisionado a D. Juan' Antonio Ca-
lleros "vecino de aquel destino y ,dé probidad..." (18). La pro-
puesta no fue aceptada porque ño hemos encontrado nombramien-,
to alguno.- • ' ' ' . . ' • ;

También el General Laguna cuando en diciembre de 1831 se


dirige al Ministro de Gobierno habla del "Acta que-han levantado.
— 14 —
los vecinos situados ya en las Higueritas, a fin de recabar, del Su-
perior Gobierno ia orden para una nueva población én 'el, pu'nto in-
dicado" (19) lo que confirma que existía población '.ehv el renacido
Higueritas que luego ha "de cambiar su nombre' p o r , el de Nueva
Palmira:- (Lc/s subrayados son nuestros) . • ••• ''

Habíamos- dejado al Alcalde de las -Víboras "D. 'Hipólito An-


tonio Montes de Oca, "con los problemas emergentes de -la inminen-
cia de la guerra. .Los aprestos para la misma creaban el- clima ;-ia-'
jo el cual -se fundaron- los pueblos viborenses de la-costa del Uru-.-
guay.- -' • . . . ' "l . . . ' " '
Mediaba el .año 16 y el Alcalde debía satisfacerla remisión
que se le pedía de granos, sebo, grasa y leña a "la capital de.;la
Provincia... pero ha" oído-al vecindario, dice, y ello es imposible.,.
No hay en las Víboras trigo alguno; de Buenos Aires se trae la hari-
na para consumo. . . Lo mismo-pasa con el sebo y la v grasa 1 por. .ha-,,
liarse flaco el poco ganado-que hay, por, el. invierno, tanto .-que
se ha visto obligado' a ,-prohibir toda exportación en bien de las ne-"
cesidades del Pueblo, Leña, sí, hay en abundancia^ pero. . . no; hay
un solo buque que pueda conducirla a la capital' de la Provincia;,
que manden un buque que cargue cuanto quiera ''ordenándole,
haga su entrada en el de, las Vacas (puerto). ..." Era el 31 de agos-
to:--(20) . - ... " . • . _,*;_ .

Los portugueses ya habían invadido. El Protector se dirigía


a fines .del 16 al .Cabildo de la C o l o n i a . . . " M e ' h a l l o a la-cabeza
de tres mil hombres disciplinados y arreglados. La suerte quiera
ayudarnos y el portugués no pisará impunemente este suelo..-." "Es
preciso que en todos los Departamentos se proceda con igual efi-;
cada y que los magistrados cada uno por su parte propenda a for-
mar una alarma general y que ninguno se -muestre indiferente por
la defensa del País". (21) ' . _- - '
SÍ volvemos al pueblo de las Víboras veremos que., las .com-
plicaciones del Alcalde, no terminaban;. apenas, iniciado el año-.17,
el Comisionado.de su dependencia, Pedro-Meléndrez (o Menéndez)
se fugaba de la Provincia "con toda.-la familia;;" embarcándose por
el "Arroyo del S a u c e . . . " talvez buscando la mayor tranquilidad que
ofrecía la banda occidental y, por .supuesto, -desoyendo la patrió-
tica exhortación del Protector. (22)' .. _
. _-- . < . ... ^ .• • , -

Don Juan Antonio Lavalleja" que.se 'hallaba' én;-la. ColonianKa--


bía marchado én el pasado diciembre;1 "La orden del Jefe y mi de-
ber me conducen a incorporarme a las fuerzas del mari'do-del- Com.te
Fructuoso R i v e r a . . . " y -dejaba en su lugar al •'Capitán de'.-Caba-.
Hería Cívica Pedro José Sierra.

• — 15 —
Todas eran noticias que iban configurando, y llevando a la
comarca, el ambiente que vivía la Provincia y que bien que con-
tribuían a la "alarma general" que debería sacudir toda indife-
rencia. (23)

El 20 de enero de 1817 se había producido la ocupación de


Montevideo. Los portugueses se acercaban a Colonia; lo anuncia-
ba el Comandante de Vanguardia Dn. Juan Antonio Lavalleja, "pa-
ra que tome sus providencias", al Capitán Pedro José Sierra; y éste
al Cabildo, le pedía urgente una "carreta con 6 bueyes para sacar
el cañón que está en batería". Era 29 de enero.- (24)

. Para mayo el Cabildo de Colonia recibía una comunicación com-


pulsoria de Joao Anacleto Gutiérrez, Comandante de la Escuadra por-
tuguesa, exigiendo se le facilitasen víveres que le son precisos. . .
"estimarei nao ser obrigado a , usar da" forca para conseguir o fin
propostb". . . A bordo de la Corbeta Calipso "surta na Colonia do
Sacramento, 25 de maio de 1817".- (25)

No obstante en ja ciudad cabeza del Departamento, el Cabildo


convocaba- al Pueblo y su jurisdicción, en la Casa de la Comandan-
cia, para pronunciarse sobré un oficio del Jefe de Ea Provincia del
11 de octubre de 1817 en que hacía, referencias a opiniones sobre
su conducta con Buenos Aires, a la libertad de los Pueblos para deli-
berar sobre su suerte; a que cada ciudadano puede manifestar su
sentir libremente y nombrar nuevo Jefe si considera no está bien
depositada la confianza que con tanto júbilo se había hecho en Ib
persona .del referido ciudadano José Artigas. El vecindario se ex-
presó unánimemente; "una voz general sonó en el concurso: Viva
Artigas- Viva nuestro Gefe Artigas- No más General que Artigas", etc,
etc. en ratificación aclamatoria de confianza y fidelidad al Jefe de
los Orientales.-

Era el 22 de octubre y firmaron José León Guerreros que ara


el Comandante de la Colonia, el Alcalde Bernardo de Castro Ca-
llorda y Jueces Pedáneos, Regidores, etc (26)
En realidad tales declaraciones eran concordantes con los es-
fuerzos hechos por las autoridades, desde principios de! año cuan-
do ya Montevideo tenía los portugueses en las puertas; Colonia
alentó entonces las esperanzas del vecindario e hizo esfuerzos por
evitar el desánimo y el entregamiento. En Bando del 19 de enero
del Comandante Guerrero y del Cabildo se invocaba los deberes
para con la Provincia y se señalaba cómo la "omisión, cobardía
o alucínamiento" hacía su obra.

— 16 —
"Todo Americano de 16 -anos- para arriba (sujeto a mi Juris-
dicción) se presentará en el término de ocho días ante ,el Sr. Al-
calde de 2? voto, Ciudadano J. León Guerreros"- "En el mismo
término se presentaran los libertos". . . etc. y así fueron dictadas
otras medidas de reclutamiento que. imponían' !as circunstancias.
(27) . '

Diciembre ..de 1817. En las Víboras hubo de realizarse elec-


ciones para determinar quien ocuparía la Alcaldía el año siguien-
te. La designación recayó en D. Isidoro Rodríguez, el distingui-
do vecino que ocuparía luego cargos importantes' en el Partido
y en el Departamento. Y como interesan los nombres de aquellos
votantes viborenses, muchos de ellos también de activa participa-
ción en la sociedad de entonces, veamos quienes eran; Hipólito
A. Montes de Oca, Pantaleón Ingoitía, Vicente Rodríguez, An-
tonio Vera,. Martín Sosa, Ramón Farías, Martín Ingoitía, Manuel
Antonio González, Tomas Escobar, Manuel Roldan, Felipe Santia-
go-Torres de Leyva, Matías Rive (?),'Gregorio Barrios, José Joa-
quín Reyes, Bauptista Mendieta, Sebastián Ximénes, José Ignacio
Suárez, Pedro González, .Hilario Silva, Tomás Méndez, Estanislao
Ponce, Justo Espíndola, Pedro' Ortíz, José- Antonio Serna, Liborio
Nieto, Juan Marcos Narbona, Hilarión Echeverría, Juan • Sosa, Mi-
guel Alza, José María Moyano, Pedro Nievas, Juan Villarreal, Fran-
cisco Pedernera, Clemente Rodríguez, Nicolás Reyes, Manuel Jo-
sé Bolarte, José Ledesma. (28) •

En ta Colonia del Sacramento.- Desde 1816 tomaba parte ac-


tiva en los esfuerzos defensivos de Colonia, Pedro Norberto Fu3n-
tes que, a cargo de las milicias de las que era Comandante, en
ese año pedía al Cabildo los armamentos necesarios para instruir
y equipar esa-s tropas. Había tenido este oficial militanda durante las
operaciones de 1811 a las órdenes, de Venancio Benavídez y con
otros patriotas coloníenses.

El 19 de abril Ventura Cogoy, representando al Cabildo, y Juan


Paunero en representación del "Comandante de' las. Fuerzas Milita-
res de la Colonia" firmaron con el Capitán de Fragata de la Armada
de Su Majestad Fidelísima, Manuel Leite da Luz, un convenio de a-
bastecimientos, que fa ciudad de Colonia y su guarnición darían a la
flota lusitana. Otras estipulaciones sobre precios, .desertores, plazos,
etc. completaban el compromiso que dejaba "todavía en todo =u
rigor el bloqueo de este Puerto". La reunión de los contratantes se
hiz« a bordo de la Corbeta Calipso. (29)

, . — 17 —
De ahí a la rendición de la plaza, mediaba solamente un paso
y ella tuvo lugar el 5 de mayo. Pedro Norberto Fuentes; con el
vecino portugués Vasco Antúnez, fue el entregador de la Plaza. Ds
ahí que recordáramos sus antecedentes y. los del convenio que an-
ticipaba el pronto desembarco que se operó.-

"Fuentes y Antúnez les abrieron las puertas de la plaza donde


los portugueses izaron su pabellón". " . . .mientras Fuentes ence-
rraba tras los muros de la Colonia buen número de milicianos del
distrito, preparándose a hostilizar al vecindario pacífico, como lo hi-
zo de ahí en adelante, con un rigor que rayaba- en ferocidad".- "Si-
guió el ejemplo de Fuentes, el Comandante militar de Víboras D. N.
Cepeda, que también' se unió a los portugueses, poniéndose bajo
las órdenes de su maestro, para igualarle, si no le superaba, en
crueldad contra los- vecinos" (30)

De este Pedro José Cepeda ó. Sepeda y de Vasco Antúnez he-


mos ya dado referencias al ocuparnos de quienes recibieron dona-
ciones de .tierras en la Calera de las Huérfanas.- Anfúnez, hacenda-
do y abastecedor en la ciudad de Colonia, era vecino de significa-
ción. En e¡ año 13 se le embargaron sus bienes y fue sometido a
prisión por orden del Gobierno Económico de la Provinci-a.- (31)

Junto con la calda de Colonia se producía otro hecho que tenía


importancia para las poblaciones ribereñas del J¿ío Uruguay; la
entrada el 2 de* maye, de la escuadrilla de Sena Pereira en el Río,
significará, como sabemos, - la expulsión de los pobladores de Hi-
gueritas.-

Referencias al Capítulo que antecede.

CAPITULO X
l._ Bauza, Francisco. "Historia de la dominación española en el
Uruguay"- T. III. 'p. 249- Montevideo- 1929 . . .< "
2.- Capillas de Castellanos, Aurora.- ."Historia del Consulado ",de
Comercio de Montevideo"- Seg. Pte.- Doc. 58, p. 372- Revista
Histórica- T XXXV- N?s. 103- 105- Montevideo. 1964
3.- ídem. p. 373.- ./i
4,- AGN AGA L 713, Í9 5.

•-.18 -
5.- -AGN ÁGA L 713 f? 13.
6.- Capillas "de Castellanos, Aurora., o. cit p." 340
7.." "Correspondencia del Gral. Artigas al Cabildo de Montevideo"
-1814-1816- p. 97- A. G. N." - Año 1940 '
8.- ídem, p 104 -•",- ',.
9.. AGN AGA.-.L 713, "f9 92.. >. ' . ...
10.- .AGN AGA--L 713, f> 89. - «.' •
11.- AGN AGA.- L 713,. f9 100; . . . . . .
12.-: AGN AGA.- L 713, "f9 114.
•13.1- AGN AGA.- L 713, f?" 115.
' 14.- AGN AGA- L 713, f° 111
15.- Pérez Fontana, Daoiz V.- "Aspectos históricos de Nueva PaJ-
. mira"- p. 27- Nueva Palmita- 1969 ' •.
. 1 6 - . AGN-Esc. TGob. y H.- Año 1837- *Exp. N 9 ' 9 1 . Baigorria, D.
• Manuel; Agustín Almeida y otros- N? 13. Aña. 1837- D. Agus-
tín Almeida por un terreno dé chacra en las' Víboras.- ••
17.- Pérez Fontana,' Daoíz V - o. cit., p. 24 .' y '
18.. AGN. AGA.. L 7Í3.fV 276. • . '•""'/
19.- Pérez Fontana, . Daoíz V.- o. cit., p. 27-
2 0 - AGN AGA.- L '713, P? 93
21.1 AGN AGA.- L 713, P? 121 '-'•••• '
' 22.- AGN AGA.. L 713, f9 132
23.- AGN AGA- L 713, f? 118 .
24:- AGN AGA- L T713, f9 131 .-. . - '_-"-:.
25.- AGN AGA- L 713, f<? 146
26.- AGN AGA- L 715, Í9 11
27.-- AGN ; AGA.- L 715, Í9 6 .
2 8 - AGN AGA.- L 713, 59 165
29.- AGN AGA-,.L 713 Í9 169
2 9 - Bauzá^ Francisco- o. cit., p. 284
31.- AA. T XII p. 70
DOMINIO LUSITANO. MANUEL JORGE RODRÍGUEZ, COMANDANTE
DE LA PLAZA DE COLONIA.- DESANIMO DE LA CAMPAÑA.- VÍBORAS
Y PUERTO DE LAS VACAS; RIVALIDADES- EL CURA LEYVA; CONFLICTOS
DE CAPILLAS.

Las cosas cambiarían, y bastante, para los-pueblos, de la. Colonia.


El conquistador encontró poca resistencia y complacientes, servidores
que se adelantaban a facilitarle los planes de ''pacificación" de la
Provincia. . ' . . , - , -

El 19 de mayo el Cabildo de la Colonia cumplimentaba al Barón


de la Laguna que, en reciprocidad, se congratulaba, en*su respuesta,
„ por haberse librado esos pagos de tos1 furores del bandido Encar-
nación y. dé que ello hubiera ocurrido inmediatamente después
de la protección de las'armas portuguesas...' -- -

Prometía, el Barón todos los desvelos por hacer Ja felicidad de


"esos habitantes"; y "con este noble objeto he determinado suprimir
por ahora ese Cabildo para aliviar a, los.vecinos.del peso de las car-
gas consejiles..." Ya, más adelante- .habilitado el puerto, vuelto a su
esplendor y ya entonces sin gravamen de los intereses públicos- pro-
metía darle a Colonia "un Cabildo con_ toda su dignidad"..."Lo decía
desde Montevideo el 3 de juniq^O) [ ; t '['

• -Se borraba el pasado, aludido inteligentemente con 4a aiusión


a Encarnación y se empezaba una nueva época.1 El bárbaro, caudillo
temido por sus excesos de fanatismo Artiguista f que interpretaba a su
manera y''con su mentalidad; ya había sido-destruido-por Las fuerzas
del Mariscal Sebastián Pinto de Araújq Correia días* después de
intentar un asalto a la Colonia. Primitivo soldado de bota de potro
no hubiera entendido tampoco, esta nueva guerra, de zalemas.

El citado Mariscal también ofició al Cabildo, desde la propia


ciudad, con fecha 22 de ¡unió. Había venido este Jefe en la expedi-
ción de Lecor ejerciendo las funciones de Ayudante y Secretario Mi-
litar; mandó la vanguardia en la Batalla de India Muerta en que
derrotó a D .¡Fructuoso 'Rivera y fue también .gobernador militar de
Montevideo. Ascendía a Teniente General poco después de su llega-
da. (2)
Don Sebastián no era menos expresivo que el Barón a q
-decía en su oficio- había informado de la situación lastimosa en que
se hallaba la ciudad de -la Colonia, "arruinadas las fortunas de sus
habitantes por una serie no interrumpida de desgracias y por los
siniestros principios de un Gobierno irregular que parecía propuesto
a arruinarlo todo al mismo tiempo que promulgaba con descaro,
falsas promesas de felicidad futura para alucinar a los incautos". Y
agregaba que, "conmovido el sensible corazón de nuestro Superior
Jefe, se dedicó a consultar el alivio de este noble Pueblo por cuantos
medios estuvieran a sus alcances". Insistía el Barón de la laguna en
aliviar al pueblo de los gravámenes de los cargos consejiles "en una
población tan pequeña". Y ya no tendría Colonia otro Cabildo sino
un Alcalde Principal con jurisdicción departamental. Y terminaba Pin-
to de Arau'jo dando noticia que "teniendo presente la rectitud y bueña
opinión pública que goza el Sr. Alcalde de ler. Voto, D. Teodosio de
la Quintana "he dispuesto continúe éste ejerciendo la jurisdicción
Ordinaria con el título de Alcalde Principal del Departamento de la
Colonia, previo juramento, etc. (3) Y "aliviada" Colonia, merced a la
docilidad de, D. Teodosio que alguna representatividad podía alegar
pues ya era Alcalde, se transformó el Cabildo en gobierno uniperso-
nal a hechura de los invasores.

No duró mucho en el cargo D. Teodosio. El 28 de diciembre de


1818 el Barón de la Laguna eligió a Bernardo de Castro Callorda, de
una nómina que le fue propuesta.

Manuel Jorge Rodríguez.- En lo que se refiere a autoridad mi-


litar no se anduvo con tanta diplomacia y se prefirió para titular de
Comandante de fa Plaza de la Colonia a un portugués: Manuel Jorge
Rodríguez que, por una década, había de desempeñar ese cargo.

Era este militar'nacido en Lisboa en 1777 y vino para Brasil con la


jerarquía de Teniente Coronel, Comandante del ler. Batallón de Caza-
dores de la División de Carlos Federico Lecor" destinada a auxiliar
las tropas que se batían en la Banda.Oriental del Uruguay"; habiendo
ascendido a Coronel el 22 de febrero del 18, casi con. la entrada a
Montevideo. Fue Brigadier en el 24 y Mariscal de Campo en 1826.

Conocía su oficio; Rodríguez había participado en su patria en


varias acciones de guerra. Luego de su gestión en el Uruguay, tuvo
el Mariscal actuación diversa -y siempre destacada- en Brasil, en dis-
tintos puestos de mando; como el de Comandante en Jefe del Ejér-
cito de! Sur en 1839. Bn carrera ascendente, en años de guerra, me-
reció más tarde, en 1845, el título de Barón de Tacuarí nombre de
una de las acciones en que fue actor. Falleció, en Río de Janeiro,
91 __
ese mismo año. (4) La documentación de su época en Colonia deja
la ¡mágen de.su natural autoritario; celoso de sus prerrogativas de
mando; severo y disciplinador. Fue en la realidad y ello se advierte
en las providencias que tomó en sucesos diversos, un verdadero go-
bernador militar que controló todos los aspectos de la administración
civil, judicial y religiosa. Sin lugar a dudas en sugobierno se sintió
la dominación extranjera que se objetivó aún en el. idioma portugués
que siempre usó en bandos y correspondencia con todas las autori-
dades subordinadas del Departamento.

Y así se preocupaba en noviembre de 1819, por la suerte del


Pueblo de las Víboras del que sabía no tenía abastecedor de carne;
y se lo hacía conocer al Alcalde Castro Callorda, para que diera las
órdenes al de las Víboras y se regularizara esa carencia; daba direc-
tivas sobre la gestión que debía cumplir el Alcalde viborense y des-
tacaba que era intención del Mimo, y Exmo. Sr. Capitán General
Barón de la Laguna, de que los pueblos ba¡o la protección de las
Armas de Su Majestad Fidelísima, gozarán de. los beneficios compa-
tibles con las circunstancias. (5)

Sobre los procedimientos disciplinarios del Comandante de la


Plaza de la Colonia, hay ejemplos de su severidad. "He mandado
-decía- dar al negro Antonio Moreno doscientos "chibatadas". por los
otros negros que se hallan presos; V.S. se servirá informarme si se
propone formarle proceso como merece su culpa de sacar cuchillo
"contra su Señor; porque de lo contrario se hace muy pesado al ser-
vicio y es contrario a la Salud Pública, tenerlo demorado en la pri-
sión, en la presente estación cálida, por ser limitada la referida
prisión" Dios gde, a V.S.a. Cuartel erí la Colonia del Sacramento 19
de junio de 1820. Manoel Jorge Rodriz. Illmo. Sr. D. Bernardo de
Castro Callorda. (6)
También su atenta vigilancia había de advertir que los religiosos
de la Capilla de San Benito, en el Real, pretendían hacer reparacio-
nes en la misma sin haber obtenido el permiso del Gobierno; y dis-
puso que B. de Castro Callorda ordenase al Alcalde del Real no
permitiese esa obra. Nada escapaba al control que ejercía el Coronel
portugués. (7)

La campaña entretanto, seguía no siendo atractiva para los Al-


caldes. Bauptista Mendieta que lo era en Víboras en setiembre del
19 se dirigía por entonces a Bernardo de C. Callorda pidiendo su
relevo y con motivos muy expresivos. Hacía dos años que ejercía e!
cargo. Habla del Pueblo, al que califica de "infeliz"... Y de su empleo
de Juez; ha "sido repetidamente saqueado, atado y estropeado en
lérminos de quitárseme la vida y que solamente por un efecto de
:- — 22 — -
conmiseración de este infeliz pueblo lie' permanecido, que aunque •
con ja apariencia de Juez,, pero en un tiempo el más peligroso y '
calamitoso, y parece muy justo que sé; .me releve para descansar y,
reparar de algún modo mis grandes pérdidas..*." Y' esta aspiración se"
]a había hecho presente "al Sr. Coronel Dn. Basco Antunez" para'que "'
se nombrara otro'vecino... (8) ' "','*''* ' •' " '
i • .

Ni sus razones, ni sus-pedidos al ahora-poderoso portugués Basco


Antunez motivaron piedad para Mendieta. Y siguió-erv.eí puesto por- .,i¡
que recordaremos que lo encontramos -en/el año 20 proponiendo-el .
cargo de Comisionado para Higuerjtas. 3. - . • , : . . ; <

Ni el ambiente que pintaba Mendieta, ni el estaco de la campa-


ña eran buenos. Ni se manifestaba despierto el ánimo'de los viborenses...
A principios de 1821, se invitó para una reunión de vecinos
en que se acordaría la forma de recoger ganado-para-cría.- • - - - • ••

Hubo que reiterárselo al Alcalde de-las Víboras "porque no'.vino


contestación a la autoridad superior y la reunión se' suspendió,-por-.¡
ausencia de los viborenses. El Alcalde D. Isidoro Rodríguez .decía-de •
sus esfuerzos por "explicar las benéficas ideas de V.S." pero nada.
se adelantó por haberse excusado todos a causa de la sequía y falta
de caballos... Y como se instruyese,-a D. Isidoro que .invitase, a D.
Gregorio lllescas o D. Hipólito Montes de Oca. para "hacer cabeza"-,
para tan interesante negocio, también fracasó el Alcalde.- D. Gregorio .
lllescas tenía la "imposibilidad de su vejez y enfermedad habitual"; ,
Montes de Oca expuso-hallarse encargado de la Rl. Hacienda.;en Mar- ,
tín Chico, tener numerosa familia y ninguna práctica ep cosas, de
campo. Pero el Alcalde no cejaba y recurrió a otro viejo y caracteri-
zado vecino, D. Miguel de Alza, que "también se excusó enteramente";
"no hay uno que se preste voluntariamente a ; ello, ni aun a concu-
rrir a la indicada reunión"; lo que era mucho, decir .para un vecino,
del predicamento de D. Isidoro Rodríguez... (9)- • ., •."

No exageraba entonces el Alcalde Mendieta,, en setiembre'del


•año anterior-, cuando, a propósito del servicio de postas que se- le
recomendara, no hallaba "ningún vecino capaz. para¡. practicar- dicho
ejercicio por estar la jurisdicción en un, estado deplorable".

En ese mismo a ñ o d e 1821, el 11 de junio, se fugó el Comisio-


nado del Puerto de las Vacas, Luis Canela,' reeditando un expediente
muy conocido. El Alcalde que informaba que el móvil era abandonar-
la familia, dispuso una nueva elección de inmediato y D." 'Fermín
Carbajal ocupará el cargo en el que habría de chocar cori él Padre '
Ley va.. . '" % . ' , ' . ' ' ' '
El Padre Leyva y sus conflictos con el Pueblo de las Vacas.

Volvamos al Pueblo de las Vacas que crecía lenta pero firmemente


aunque no se debía su aumento- que como decimos era poco- a
contribución de.traslados viborenses.

En 1824 el Alcalde Pedro Párela nos hace una descripción del


.poblado y sus antecedentes que nos permite apreciar el proceso de
su desarrollo. Rememora el Alcalde y dice que, a partir del ló,
luego de la Resolución Artiguista, "poblaron cantidad de vecinos"...;
cuando Lecor en" el 17 vino "a pacificar la provincia se sirvió orde-
nar el estacionar aquí un destacamento militar a cuyo amparo fue-
ron reuniéndose porción de familias, de modo que hoy" (1824)
"forman una población titulada, del Carmen con número de más
de doscientos vecinos..." y luego al final de otras consideraciones
firmaba Párela en: ."Pueblo del Carmen, Puerto de las Vacas, 23
de abril de 1824" (10) Consideramos que son dos precisiones muy
importantes de la historia de Carmelo; en lo referente a su población
y al proceso que tuvo'su nombre, con mucha frecuencia Mamado -ames,
del Carmen. ,

Unos kilómetros más arriba en este año de 1824, el Pueblo de


las Víboras continuaba sin pensar ya más en aquel proyecto de tras-
lado. Podemos decir que se mantenía; sí, había perdido importancia
judicial ya que Carmelo desde abril del 22 tenía Alcalde propio y
existían ahora, dos jurisdicciones, dos Partidos diferentes. Solamente
el Curato, mantenía su unidad.

Pero retrocedamos y volvamos a-1821. Por entonces el Pueblo


de las Vacas no tenía aún eclesiástico en permanencia en la loca-
lidad. Se cumplían, los servicios, semanalmente, por delegación que
hacía el Párroco de las Víboras, cabeza de Parroquia, en un Ayudante
que destacaba al efecto. No era por cierto mala voluntad de Leyva
la'no comparecencia, sino que se lo impedía una razón de fuerza
mayor; ya entonces muy obeso no podía montar a caballo cuando
las distancias obligaban a un gran desplazamiento.

Surge entonces, un conflicto que tenía importancia y, como


trasiondo, la rivalidad que ya se manifestaba .entre ambas pobla-
ciones. r
En esos días, corrían gestiones de los de Vacas por- obtener su
independencia judicial y la creación de un Alcalde de la Santa Her-
mandad independiente de Víboras. Como sabemos que se sancionó
aJ año siguiente.

\— 24 —
Es a lo que el temperamental. Cura'de las Víboras, llamaba en .el '
curso de las actuaciones que .motivó el entredicho eclesiástico, "as-
piraciones de algunos díscolos que allí residen, que es substraerse,
a toda dependencia de este antiguo Pueblo"...

Y como los de Vacas y su Comisionado Fermín Carbajal, nom-


braran un Capellán propio, Fray Pedro Prado, el conflicto hizo, cri-
sis. Y como no podía ser de otro modo intervino el pro-cónsul por--
1
tugues de la Colonia del Sacramento quien tenía un Mayor subor-
dinado destacado en el Puerto de las Vacas. Y por el informe
circunstanciado y "vehemente de Ley va nos enteramos que los fu-
' turos carmelitanos hacía seis meses que tenían Misa y con precarios
efectos que les prestara el Cura de Nuestra Señora de los Remedios'
de Víboras; que el curato era el más incongruo de todos los de la
Provincia, como decía Leyva y que "se maquina" dividirlo "y otras
ridiculeces"- ,
1
. Doce rea les les cobraba Leyva por mandar todos los sábados
su Ayudante a decir misa el domingo...

Y cuando los de Vacas maquinaron en traer otro religioso no


se opuso leyva, pero advirtió que no le pagaría y lo condicionó
a que el intruso tuviese "las licencias correspondientes..1."

Y llegó Prado, como decimos y le nombraron; y como decía el


Cura de las Víboras "interviniendo corrillos tan impropios como si
reinase la más. completa anarquía"....

Como el mayor Silveira- Comandante del Destacamento- de Va-


cas- hiciera comparecer a! nuevo religioso y Leyva, por su parte,
. verificara que no tenía las licencias dispuso éste "que lo más bi'eve
que pudiese se-encaminase a Montevideo"-.

Y tuvo Leyva que ir al Puerto a verse con el Mayor y enfren-"^


tarse con el Comisionado Carbajal quién, como relataba el Párroco,
"tocó asuntos odiosos que han de venir a parar a graves males"

Era el 6 de octubre de 1821 y hemos anotado lo sustan-


cial del incidente en el que se tuvo que oír también al Comisionado;
que no fue tan duro como Leyva pero que tampoco dejó'de señalar
omisiones del Cura y hacer cargos como el que se refería al abuso
dé cobrar doce y no tos corrientes ocho reales por misa... (11)

La reprimenda del Comandante Militar Manuel Jorge Rodríguez'


fue severa y'clara para el Comisionado que había cambiado el. Ayu-

0 0 4 2 5 2
• " ' •
dante de Ley va por Capellán propio...: "Siendo noticia que los ve-
cinos de Vacas despidieron al Capellán que allí les había- puesto el
Cura' de Víboras, haciendo, esto arbitrariamente, V.S. se servirá orde-
nar al Alcalde de dicho Pueblo que solamente al Cura le compete •
elegir Capellán... El cual precisará de la aprobación del Comandante
Militar según la Orden de S. Ex, el Sr. Caph. General Barón de la
Laguna, etc, etc...." (12)

Más adelante tuvo D. Felipe Santiago Torres de Leyva oportuni- •


dad de volver por la misma cuestión con el Pueblo de las Vacas.-
La ocasión "se presentó en. un pedido de ayuda que !e hiciera el
Comisionado de aquel lugar. Y aunque la cita puede parecer reite-
, rativa, nos permite en cambio asomarnos al tiempo viborense de
entonces;" momentos en !a historia ds aquellos pueblos en desarrollo.

Par'adojalmente y por imperio de una natural evolución., la po- ¡


blación que el Cura Leyva había propiciado en 1816, crecía como
, rival dé. la antigua sede religiosa y política, creaba incidencias y
alargaba la historia d e j a región.

Cuando el-Comisionado de Vacas, Sebastián Quiñones, en agosto ¡


del 22, hizo saber a Leyva la falta de utensilios para los oficios,
• repitió el-Cura de Víboras isus argumentos y reproches.,. El no es
el patrono de esa Capilla; ¿"para en mí algún fondo perteneciente
a ese oratorio"? "¿ No corre lid: con el cobro de madera y tiene
en su poder lo que recolectó D. francisco Merina?" 'Verdaderamente
no puedo entenderlo de otra manera sino que yo despojé esta _Pa~
Troquia de mi cargo de lo más preciso que tiene, lo que no puedo
ni debo hacerlo". ' " ,

.... Los derechos religiosos, decía leyva, "se hacen de -gracia por la,
, suma indigencia en que están estos vecinos, que sería una crueldad
''exigirles cosa-alguna á los más de ellos, que hallándose, tan caros
los comestibles y no pudiéndolos comprar, padecen sus familias
indec|bles necesidades que al corazón más duro' enternecen."

"No ha asegurado ese vecindario que ellos darán


.la comida al eclesiástico que sirva?" "pues ahora podrían usar de esa
hospitalidad con ese Religioso transeúnte."
i
Esta Parroquia que está a mi cargo no tiene otro ingreso que las
sepulturas, que las más no se pagan por la común probreza... ¿pero
esa Capilla que cuenta con el derecho de la exportación de la leña
v
y madera se lamenta que no tiene aún lo preciso? "Esto mismo po-

— 26 —
drá convencer a U. ¡ cuánto se necesita para sostener un eclesiásti-
co"... "Su Servidor y Capellán Q S M B. Felipe Torres de Leyva" (13)

. A principios de 1823, el Cura recibe una invitación para concu-


rrir a Colonia. El motivo según surge del texto de la citación es
importante y parece responder a la situación política planteada por
las divergencias entre el Barón de la Laguna y el General Alvaro Da
Costa y- seguramente- a la preocupación por los trabajos de conspi-
ración que un sector de patriotas propiciaban en beneficio de una
liberación del dominio extranjero. **

La contestación de Leyva es igualmente interesante en todo su


contexto, pero sobre todo en la precisión que realiza para excluir al
Capellán de Carmelo, defendiendo su preeminencia en el Curato.

"He recibido la nota oficial que con fecha 18 del corriente se


sirvió V.S. dirigirme invitándome- a concurrir a esa ciudad juntamente
con el Juez Territorial y vecinos calificados con el laudable objeto
de tratar sobre la felicidad de la Provincia contra las miras ambiciosas
de la anarquía y en su contesto digo: que mi demasiada robusiez
imposibilita mis deseos de cumplir con tan honorable invitación;
"cada vez que hago uso del caballo para alguna confesión, enfer-
,mo gravemente; pero si el ministerio espiritual que ejerzo tiene,
alguna ingerencia con el negocio que se va a tratar, me obligo a
hacerlo ante el Sr. Juez de este, lugar, y se trasmitirán a V.S. ori-
ginalmente las diligencias practicadas para su conocimientp.

El ecco. que se halla en el Puerto ha sido despedido por aquel


vecindario, permaneciendo allí como transeúnte, por consiguiente
nada tiene que ver en las deliberaciones acerca del bien general
de este Estado: Yo suplico a V.S. se digne tener por justa mi excusa,
igualmente ofrezco mi insuficiencia para cooperar a la observancia
del orden y tranquilidad que se. debe a nuestro superior Gobierno.

Dios gue. a V.S. .ms. as. Víboras'Abril 26 del 1823.

Felipe Santiago Torres de Leyva.

Al M.I.C. Just.a. y Regimn.to de la Ciudad de la Colonia." (14)

Referencias al Capítulo que antecede


Í.- AGN AGA.- L 713 f? 175 .
2.- Lago Laurenio, Coronel- "Brigadeiros e Generáis de D. Joao

'—27 —
VI e D. Pedro I no Brasil'.', p. 153.- Rio de Janeiro- 1941
3.- AGN AGA L 713 í<? 176
4,- Lago Laurenio, Coronel.- .o cit. p_ 128,
5.- AGN AGA.- L 713 f9 248 "
6.- AGN AGA.- L 713 f«? 258 "
7:- AGN AGA.- L 713 f? 258 • •
8.- AGN AGA.- L 713 Í9 245
9.- AGN AGA.- L 717 f1? 26
10.- Esc. Gob. y H. "Sobre;"traslación del Pueblo de las Víboras.
Expediente citado •
11.- '-AGN AGA.- L 717 f<? 109 y 110
12.- AGN AGA.- L 717 f<? 100 '
1 3 - AGN AGA.- L 717 P? 230 • • . -•
14.-' AGN AGA.- L 717 Í9 354

— 28 -
Capítulo XII

PRIMER ALCALDE DEL CARMELO- PRODUCCIÓN AGRÍCOLA- PROBLEMAS


SOCIALES Y ECONÓMICOS- POBREZA- ATUENDO CRIOLLO- ALCALDES
DE ALDEA. . . - VIRUELA EN VÍBORAS- EL PÁRROCO DENUNCIA AL
ALCALDE. CONSPIRACIÓN PATRIOTA Y DENUNCIA.

El año 1822 fue de señalada significación para el Pueblo de Car-


melo, por haber correspondido al del establecimiento en la -loca-
lidad del primer Alcalde de la Santa'Hermandad, con la correspondiente
jurisdicción, como había sido aspiración vecinal.
, i , • - . •

La elección del nuevo Juez-se realizó en "el Puerto de ias' Vacas,


Pueblo .del Carmelo", que aparece en el Acta, con el nombre defi-
nitivo de la población; (1) y consignamos los candidatos que lo
fueron Sebastián Quiñones, al final electo; "Pantaleón Mrígoitía y '
Fermín Carbajal. , , '

Enlre los electores citaremos a Justo Vega, José Binardel, Martín


Irigoitía, Agustín Vera, Antonio Vera, José Antonio Cervino, Miguel
Irigoitía, Manuel Roldan, Manuel Covián, Jorge Ferrer, Vicente"Barrios,'
etc, en un total de 40 sufragantes. . ,. -

Y condignamente con este primer ensayo cívico- democrático


dejos carmelitanos, se constituyeron en el Pueblo, Francisco Rodríguez
Landívar, Toribio Aldecoa y Antonio de Avendañó y León/ del Ca-
bildo de Ja Colonia del Sacramento, antes quienes prestó juramento
solemne D. Sebastián Quiñones elevado a ese empleo "por la libre
voluntad de los vecinos de ésta nueva Jurisdicción".

El ° de enero el nuevo Alcalde de las'Víboras D. Francisco Her-'


mosa había a su vez, concurrido* a la Colonia donde también- había
jurado;' su jurisdicción era ahora, más reducida.
i
Y no demoró este Alcalde en entrar en colisión con el celoso
Comandante portugués de la Colonia que con fecha 6 de marzo, pe-
día al Cabildo fuese "reprendido o castigado"... por haber mandado
reunir el pueblo de las Vacas, sin previamente haberlo comunicado
al Comandante Militar del Carmelo. Aunque en descargo del Coronel
debe- aclararse que su intervención era motivada por. los vecinos de
las Vacas que habían denunciado el exceso de Hermosa... (2)

— 29.—,'
En el siguiente febrero informaba Hermosa al Cabildo sobre la
producción de la campaña. En la recorrida hecha con los. Comisionados
de su dependencia ha constado que la cosecha de trigo es pequeña;
los más han obtenido de a tres, cuatro o cinco fanegas y solamente
cuatro vecinos han cosechado 16. .

Y en cuanto a cabezas de ganado, no hay rodeo alguno; cada


vecino tiene algunas lecheras; muy pocos de a cincuenta y solamente
dos ganaderos tienen de a 200 y 300 entre grandes y chicos!
Ciento veinte fanegas se había recogido en todo el Partido y el
ganado ascendía a 3.652 cabezas; y observamos que se trataba de
la antigua y más extensa jurisdicción, la del viejo Partido. (3)

En agosto vuelve a informar Hermosa sobre la matanza de perros


en el campo. Informa que según las relaciones de sus Comisionados,
de lo que le entregaron los vecinos y de lo que con ellos había ma-
tado en dos corridas, ascendían a 565 los perros sacrificados.

De problemas económicos y sociales se ocupaba el Alcalde el


mismo año y se agraviaba de que el Cabildo revocara lina orden suya
desautorizándole; "de este modo de providenciar -le dice- nos mostra-
mos sentidos y abochornados los subalternos y se originan la men-
gua y desprecio de la autoridad".

Se originaba el problema en la prohibición que impuso el Alcalde


al vecino Juan Ferreyra de dar el abasto de pan en el pueblo -"en
etfte infeliz pueblo"- en perjuicio de las pobres mujeres que es el
único recurso que tienen para mantener sus familias...

Las mujeres se habían quejado y Don Francisco, dándoles razón,


había prohibido a Ferreira "el amasar tan impropio en un hombre que
gira en otros ramos, y querer este lucro corto advocarse ocasionando
notable perjuicio a las infelices..." (4).
• Entre otras cosas el incidente nos permite apreciar la cantidad.de
población del Pueblo de Víboras y su jurisdicción que daba lugar a
esa forma de comercio.
i

Meses después planteaba el Alcalde Hermosa igual cuestión de


prohibición revocada, pero ahora referida* al corte, comercialización y
embarque de maderas que estimaba se necesitaban para hacer corra-
les y defender el ganado de los robos.

Es importante destacar cómo en distintas incidencias vecinales,


ilustrativas de muchos aspectos, aparece siempre el problema de la
pobreza, de la campaña exhausta o improductiva, etc; dando la ¡m-

—30 —
presión de que. fue una constante que se manifestó en el proceso
de formación y desarrollo'de aquella "sociedad. . •. .<.«. - , ;v '

, De Colonia llegaban, a las Víboras noticies que' no ( erari nada 'ex-


trañas en aquella época. En setiembre del 22, cómo jos' vecinos del
Colla se quejasen de "la desarreglada conducta" del'R.P. "Fray Pabló'
Moreirajeniente Cura del Pueblo, el Barón ele la Laguna ordenó"al
Gobernador de la Colonia que tomara disposiciones paro'embarcar a
la mayor brevedad "para las costas occidentales de^Río" al .religioso en
falta. (5) . , „ • . - , . ( . . , . " ' ' * ' . ; : ";' ' • > - ; ^ í í '

. Eñ el mismo rubro de religión y de costumbres pueblerinas, tie- •


ne .importancia rescatar la noticia de que en la vieja' ciudad de Ja
Colonia eran innumerables los días en que no se oían "los Ttóqües
generales en las campanas, que están en uso y práctica áritig'ua, par-
ticularmente en los Pueblos, como son: las doce del día, la Oración
o Ave María y el de las Animas a las • ocho de la • noche".1.'. Que
seríanj seguramente la música de fondo también de lá vida' que trans-
curría'en Víboras y Vacas. La crítica a la falta de toques tenía que ver
con el cuestionado Cura Andrés-Salvatierra y se incluía en un húmero
de cargos .más graves. (6) ' * -¡ • • - - • • • • i,

Otra mención que'parece'intrascendente,, no lo es si consideramos


"que nos informa-de' la vestimenta de'-un : paisano, cómo podía: sen la
de cualquiera ¡ de nuestros^ lejanos ¡compatriotas de-Víboras.-.Era f un
fugado de Montevideo de "poncho.,, vichará azul, pantalón del. mismo
color, chaleco" blanco, en mangas de camisa y sombrero, de -pelo
negro". ( 7 ) • • ' . . - . • . . . • . . ,*. ;. ,• • -- ; • ...,,,
• t • '• ' • • " • ' . • * . i . - . . ; • v • • . •

Su aspecto pudo cambiar si hubiera iconseguidp "chaqueta . de


somonte, pantalones blancos y poncho negro vichará" o aún "bota de
medió pié (de potro), chiripá de gerga, uñar chaqueta de 'Üsta-do con
listas encarnadas... y-poncho dé r bayeta-encarnada"; .que. eran-atuen-
dos de otros criollos buscados por la justicia y recomendados,i al
•Cabildo de Colonia. " •.
. La proclamación del Emperador-,D. Pedro, I ..del ..Brasil en,el año
22, la formación luego de la Constituyente, .de 1823,. la .redacción ,de
la Carta brasileña y otros acontecimientos del Imperio, motivaron a
, su'^turnó en nuestros Pueblos, ceremonias, ratificaciones-y juramentos
que ocuparon a Cabildos y otras autoridades, sin que el énfasis oficial
acercara ningún brillo, .imperial .al triste panorama que dé. estos
pagos de la Cisplatina,/daban los Alcaldes, Comisionados y Párroco
que hemos oído. ; . " ; . . . • ' • ., • , .t ' ¿

S
E1 año 1821 el Congreso Cisplatino 1 dispuso que todos los curas, •

— 31 —
en sus Departamentos prestaran juramento de reconocer la^ incorp-
ración a la> Real Corona de Su Majestad Fidelísima "bajo los principios
Iliberales elaborados por la Corte de Lisboa". No pudo el Padre Leyva
cumplir con lo preceptuado y trasladarse a la Colonia; y así lo hizo
conocer al Cabildo serle "físicamente imposible por no poder ya hacer
uso del caballo a causa de mi grosura". Dispuso Leyva hacerse repre-
sentar por su Ayudante el Rdo. Padre Fray Cipriano Oliva lo que
anticipó a la autoridad municipal.

"Alcaide de aldea, el que lo desee, ese lo sea".


A fines de 1823 procedióse en el Pueblo de las Víboras a !a
elección del Alcalde que debía sustituir a D. Francisco Hermosa.
Y una vez más el explosivo temperamento del Párroco se mani-
festaba en protesta, impugnando ante el Cabildo de la Colonia la
elección que había presidido Hermosa. • ',

Invitado al acto eleccionario, decía- Leyva, le sorprendió el corto


número de vecinos que había concurrido y con el cuál consideraba
una precipitación realizar la votación. Califica- la elección de "complot
empeñado en damnificarme"; pues la soberanía yiborense se_ había
pronunciado por D. Tomás Torres, hermano del Cura que -según éste
vivía "bajo su protección" por lo que entendía que era como elegir al
propio Cura, "pues mi hermano mozo inexperto no sería más
que en nombre Juez y sobre mí caería toda la odiosidad que indis-
pensablemente de esto se originaría".- No se advierte en la indigna-
da y violenta queja de Leyva, qué-otras razones daban a la elección
tanto rechazo, o que conflicto o problema aldeano concurría para
desatar su reacción. Lo cierto es que su vehemente dialéctica' se ex-
playó; argüía implicancia en que dos hermanos fuesen autoridades
y no dejaba de exponer la consideración que debían merecer sus con-
tinuos servicios, "desinterés para con sus feligreses", etc.

El Cabildo dióle razón y dispuso que D. Gregorio Illescas que


seguía en número de votos a Tomas Torres, ocupara el puesto de
Alcalde.

Pero no era ese puesto cosa que se aceptara así nomás, y por
algo se lo habían endilgado a la familia del Cura...

Y menos lo quiso Illescas que si tenía servicios en la milicia,


también había sido Alcalde varias veces como para conocer el pror
verbio arriba citado. Y objetó D. Gregorio la.facultad del Cura para
asumir personería por su hermano; adujo ser enfermo y de mucha
edad; vivir alejado del Pueblo, etc. y sobre todo que más votos que
él tenía D. Casimiro Camacho...
No se conformó el Cabilldo y el Dr. Ventura Salinas de Colonia
1
ü « ••- •
i
debió certificar el reuma crónico de D. Gregorio, llfescas.

También Camacho se declaró enfermo. Hubo qué hacer nueva


elección que tuvo lugar el 1? de marzo del 24, resultando electo D.
Juan Nieto que se negó a ocupar el cargo. . . como también lo hizo
Juan Antonio Medina que le seguía en votos.

•Y al fíñ el mismo Alcalde Hermosa no quiso ser más el Alcalde


'en virtud de que en las dos elecciones que se han realizado en este
Pueblo para el nombramiento de Alcalde Territorial de este Partido.'..
y que hasta el presente no he merecido relevo digo: que ese M.I.C.
no debe contar más con mis servicios en lo sucesivo... etc." Era 13
de marzo. .Finalmente ocupó el cargo D. Juan Antonio Medina, termi-
nando así la tormenta que levantó la elección de) hermano del Cura.
(8)

Epidemia de viruela. A mediados de julio de 1823 und epidemia


de viruela se manifestó en el Departamento de Colonia, con mayor
incidencia en las Víboras.

Por esa fecha el Alcalde informaba la suspensión de unas actua-


ciones judiciales "por lá calamidad más destructora de la humanidad.
Hay consternación en las familias por el indecible número que mue-
ren, llegando al extremo que toda ocupación se ha abandonado por
socorrer, y atender a los enfermos" (9); decía Francisco Hermosa en
comunicación al Alcalde de ler. Voto de Colonia- Francisco Rodríguez
Landívar.

El Cabildo tomaba medidas precaucionaos y alertaba a- los Alcal-


des del.Colla, Real de San Carlos y Vaca-s, anunciando que la epide-
mia se sentía en la propia capital departamental y hubiera hecho "gran
destrozo si no se hubiera adoptado el método de la vacuna-como
antídoto, el más activo contra un mal destructor que en el Pueblo de
las Víboras ha causado estragos tan considerables que no pueden
designarse sin dolor" (10)

Disponía también el Cabildo que en Colonia, dado el avance, de


la enfermedad fuera aplicada la vacuna exclusivamente por el Dr.
Ventura Salinas. (11)

-El Párroco denuncia al Alcalde.

Cerramos este capítulo de.sucesos de las Víboras. Las plagas y


desgracias como veremos, no calmaron ios bríos y pasión conque sé
expresaban jerarcas y gobernados. Aunque no son hechos importantes
de política o de gobierno los que se leen en los viejos papeles de
aquellos Pueblos; correspondencia sí, donde a modo de prensa libre

. — 33 -
se debatían problemas del lugar, se denunciaba, se daban o pedían
soluciones o se clamaba justicia; pero que ha conservado un panorama
de la época y muy claros apuntes sobre la personalidad de los acto-
res.
Y de nuevo el Alcalde y el Cura en la palestra.- Torres de Leyva
denunciando esta vez, concretamente, a, D. Francisco Hermosa. Que
como tenía su ímpetu también se extralimitaba -y mucho- en los pro-
cedimientos.

Quizás aquellos trámites de la elección del hermano del Cura


pusieron tensión en las relaciones de Párroco y Juez.

Había éste actuado en causa propia dice Leyva, haciendo violenta


expatriación, a la otra orilla del Río, "de mis feligreses Luis Acuña y
María Narcisa Vrit". Y circunstanciadamente detalla el exceso de auto-
ridad del Alcalde; cómo "acaeció la prisión del marido por haber ro-
bado cinco a-nimales vacunos al expresado Hermosa, quien a la sazón
era el Juez..."

"Así es que luego que le prendió quitó violentamente todos los


hijos, a la infeliz madre prevalido del. desamparo y pusilanimidad de
ella y los repartió a quienes .quiso, extrañándola juntamente con su
marido para la Provincia de Buenos Aires, sin formarle el menor su-
mario que según las leyes mereciere tan cruel castigo..."

"El hecho violento y de desmedida arbitrariedad ha llenado a


todos de escándalo y en todo rigor de justicia debe compelerse a
los autores del ¡n¡usto extrañamiento de José Luis~ Acuña y María
Narcisa Vrit que a sus expensas sean restituidos a su hogar y les
sean entregados sus hijos y los bienes que el mencionado Juez hizo.
división "

• "V.S. por el decoro de esta Provincia debe hacer los mayores


esfuerzos de que esta tropelía llegue a noticia* de la autoridad a quien
corresponda su conocimiento por exigirlo así la vindicta pública..."

, Era él 12 de abril de 1824 cuando así denunciaba el Padre Ley-


va la alcaldada de D. Francisco Hermosa. (12)

Conspiración y denuncia. Y finalizando también con cosas del Carmelo,


leamos en los arhivos del'Cabildo de la Colonia del Sacramento una
página sobre conspiración patriota y . . . denuncia al portugués.
"Reservado - Acaba de llegar el alcalde de las Vacas, D. Sebastián Qui-
ñones quien me asegura que un tal Méndez, Capitán de los de Buenos
Aires anda seduciendo gentes con el objeto de reunirlos y pasar con
ellos al otro lado, lo que está pronto a probar siempre que se to-

— 34 — .
men providencias enérgicas para la aprehensión1 del sujeto significado;
y se ofrece a pasar a hablar con V.S sobre el particular esta misma no-
che si lo considera nesesario lo que tengo el honor a V.S para que se
sirva contestarme por escrito o de palabra con el portador io que le
ocurra. ' _ •.
.Dios gue. a V.S. ms as Sala Capitular de !a Colonia, Sept.e 20 de 1823.
#- •. . Mimo. Sor. Gob.or .Dn .MI. Jorge. Rodríguez '' '* '.
• ^ ' • •' Fran . . . divar'(borrado)'(1) • •• .
Antonio de Avendeño y León
Fiel de fechos" (13). •
(1) Seguramente Francisco Landivar.- -

Referencias al Capítulo que antecede ,.


r

1.- AGN AGA L 715 f? 58 ' •'" .


2.- " L 717 f° 166 -
3.- " L 717- P? 162 ,

4.- ." " ,L 717 f? 257 ' ." • \ .

5.- " L 717'P> 2 3 3 ••-'": ..'•

6- '• L 717 CQ
320
7.- • _ " " L 717 £Q
177 _ •- .
1
8.- " " L. 720 18 y L. 718 f9 201 .
' 9.- " " L 717 Í9 3 9 9 • ••- "" "
10.- *' " L 718 Í O 99
11- - " L 715 rp 103 '
12.- •". " L 720 Í9 117 , •' .
13.-' " " L 718 f? 123

— 35 —
Capítulo XIII

1825 ATAQUES ENEMIGOS Y COMBATE EN CARMELO- MOVILI-


Z A D O N-R AMO N DE CACERES- ELECTORES REMISOS- ALCALDE
A LA FUERZA.

Los acontecimientos de 1825 afectaron el Partido de las Ví-


boras por la trascendencia de los mismos y por ser escenario de al-
gunos sucesos importantes. El Puerto de las Vacas se convertía en
punto sensible de la geografía de guerra, atento a - que la sitiada
Colonia, permanecía fuera del alcance patriota, restando los bene-
ficios de su acceso fluvial.-

En febrero, aun en tranquilo ambiente, se interesaban los car-


melitanos por la instrucción pública proponiendo a D. Manuel Co-
v¡an para Maestro ,de Primeras Letras! Era D. Manuel en el consen-
so local, "sujeto capaz para;el .efecto y bastante instruido y de mé-
rito" (1)

Contaba 'además, con la anuencia del "Capellán y Teniente Cura


D. Pedro Gómez de la Fuente", El Cabildo de Colonia difirió el nom-
bramiento hasta la aprobación de las aulas por Su Majestad Imperial.
Eran entonces Alcaldes en Carmelo y Víboras D. Justo Vega- y D.
Juan Bautista Mendieta respectivamente. (2)

En Junio, el 24, hubo gran inquietud en el Carmelo; una par-


tida enemiga incursiona desde la Colonia, sorprende la población y
se lleva prisioneros a los vecinos -Antonio Baltra, Juan Balaqué y
Manuel Rodríguez, los tres comerciantes; españoles los dos primeros
y cordobés .el último citado.

El ataque provocó- intranquilidad en el vecindario' "de una ma-


nera tan atroz que fa mayor parte de él Ose hallaba errante y el Pue-
blo en una soledad lastimera".

Al siguiente día- la bizarría del Teniente Tomás Gómez y 25


patriotas lucía en. fuerte ataque a otra fuerza, de desembarco, que

— 36 —
intenta saquear la población. Desde Víboras''accionó Gómez sobre
fuerzas muy superiores triunfando en memorable episodio en que,
se destacaron el Alférez Benjamín Suárez y otro vecino de Carmelo,
el ¡oven comerciante español Gerónimo. Bonafoz. -(3) La acción se
recuerda como Combate de las Vacas.- El 18 de mayo, en Colonia, -
el clima de guerra provocaba que el Mariscal Gobernador hiciera
prender al'Alcalde de 2 9 Voto, el patriota José León Guerrero. Acu-
sándole a éste la voz papular decía Jorge Manuel Rodríguez- de
"ter inteligencia con os revolucionarios.

También por mayo había * habido cambios en Carmelo.. Apare-


ce F¡edro José Cepeda en filas Vle la Patria como también el Coman--
dante Juan Arenas y su. Ayudante Santos Aguilar. Habrá conflictos
de competencias y Atanasio Lapido aconseja a Lavalleja sobre . la
conveniencia de excluir1 a Cepeda. Don Manuel Covian ratificaba-sus
indudables méritos al ser propuesto por Cepeda, pero ahora como
Capitán de Compañía, con el teniente Rafael Chamorra y el alférez
Hilario Acevedo, vecino que : ya el Padrón del 23 registraba como
Miliciano de .profesión. . , • . ' "

En el sitio de la Colonia existen dificultades. Hay carencias en


víveres, armas y municiones; se producen deserciones y cuesta man-
tener un hostigamiento continuo a los sitiados. (4)

No existe- servicio de postas que aseguren comunicaciones con


el Puerto de las Vacas,1 acceso de las que llegan de -Buenos Aires;
Juan Teixeira de Queirós ordena a Cepeda que encargue a Sebas-
tian Quiñones la organización .de ese servicio.-

La movilización de personal es defectuosa. Los efectivos ,,pe-


queños. El capitán General de la Provincia ordena" a Florencio Mén-
dez que recluté 40 vecinos de Vacas; que. pone a órdenes de Fran-
cisco Hermosa y Rafael Aguiar, para que marchen e n . observación
del enemigo, eh Colonia.:p ' . . , .

En noviembre se nota la presencia en ci Departamento del sar-


gento mayor D.. Ramón de Cáceres "para alistar erí-j compañías el
vecindario". La movilización, recibe impulso y orden.- .

"..'.después de averiguar -la vida de cada individuo particular-


mente, en presencia de los comisionados de sus respectivos distri-
tos, he formado dos Compañías Cívicas de los hombres vecinos y
llenos de obligación ;la una que ss compone de este Pueblo de las
Vacas, la costa de dicho •Arroyo y jurisdicción de Martín Chico a ¡as
órdenes del capitán D. Manuel Persíncula y del alférez. D. Nicolás
- Arquimbao; y la otra que se compone del Pueblo de las Víbora:, y

— 37 —
de los partidos del Chileno, La Laguna y Sauce a las órdenes del
capitán D. Isidoro Rodríguez y del alférez D. Francisco Hermosa.
• O sea,- agregamos nosotros, una compañía' por cada uno de los
dos partidos en que se dividiera el antiguo Partido de las Víboras.
Cáceres organizaba racionalmente las unidades. Otras compa-
ñías pensaba constituir;" y hoy mismo marchan conmigo a las órde-
nes del alférez D. Vicente Viña1 al Campamento del Sitio", expresa
con espíritu ejecutivo. (5)

El esfuerzo de guerra de la región viborense se mejoraba como


para mantener los lauros ya conquistados el 23 de junio por el con-
"tíngente al mando de Tomás Gómez que merecieran el título de
"Los Vencedores". La disciplina, en cambio era pobre. Cáceres .in-
forma al gral. Lavalleja de los excesos de Santos Aguilar el ayu-
dante con perniciosa influencia sobre el comandante Arenas; ,hay
quejas en la población por abusos de auforidad.-,

• La pobreza de medios afecta la moral de la tropa,- la deserción


es frecuente. Cáceres ordena la aprehensión de dos desertores: Plá-
cido Alvarez y Mariano González que vivían del juego. . . para ejem-
plarizar y detener e! abandono de' filas.- •

El 19 de noviembre Arenas ha. hecho fusilar ''al viejo Miguel


Taborda" en la costa del San Juan,- "un gaucho" "vichador de los
portugueses".

Las cosas cambiaban en la Provincia y en el Departamento. La


antigua cíudadelaN coloniense seguía en manos brasileñas. S¡ la dis-
tancia que la separaba de Víboras era entonces enorme, la situa-
ción política y de guerra alejaba más ambos escenarios.-

• •• Así se asistía en la Colonia a los cumplimientos del Cabildo


con el Brigadier- Gobernador, 'agradeciéndole le hiciera conocer
el Manifiesto • de Nuestro Augusto' Emperador, relativo a los moti-
vos que lo han impulsado, contra los sentimientos de su Imperial
Corazón a declarar la guerra a Buenos A i r e s . . . ; en 18-de enero de
1826, después de Rincón y Sarandí... (6)

Y cuando a fines de ese año el bloqueo patriota de la Colonia


se. hacía sentir, vecinos y comerciantes se dirigían a Francisco de-
Paula Maggessi Tavares de Carvalho, Presidente y Gobernador de
Armas.de la Provincia, quejándose de las penurias que pasaban por
falta de abastecimientos. (7)

Volvemos a junio de 1826 y encontramos noticias de la situa-


, ción en Víboras; a propósito de que e 'la sazón se debían elegir
para la segunda legislatura- ios tres electores por Pueblo que- a su

— 38 —
vez- nombrarían el Diputado reprímante'.-:. . /''*•*
En el Pueblo de las Víboras sé recibía- Circular señalando el
retardo de-esos electores en. presentarse en la Villa, dej Colla; y. nos
encontramos que ya no había en el Pueblo, que fuera .cabeza del
Partido, un Alcalde Territorial, "sino un mero comisionado puesto
por el Alcalde de; las Vacas; amovible por él, .siempre que lo con-
sidere c o n v e n i e n t e . . . " dice melancólicamente D. .José Antonio Me r
dina.- r ' • - '

Los de Víboras ante esa sjtuación no quisieron nombrar electo-


res para elegir Diputado para la'Sala de la Provincia;'"hubo una
fuerte oposición sobre que no le cabía a. este Pueblo tal "represen-
tación. . . etc". ' ' ""

Pero al final en Víboras se eligieron los tres electores, pero


uno se pasó a Buenos Aires,, el otro se encontraba en 'el Ejército
Nacional "en negocios propios"; "solamente permanece el Cura,
quien expone su notoria imposibilidad para apersonarse en esa Villa
por no poder hacer uso del, caballo !'. . " (8)

¿Y qué pasaba en las Vacas? Tampoco había mucho'ambiente


para ir al Colla.- ' " *' " - • • ,

El Alcalde era D. Manuel Sanabria que había, relevado "a Flo-


rencio Méndez que argüía estar muy achacoso. "Y también 'Sánabria se
;dir¡ge al Alcalde del Colla —" D." Sebastián Reynosb — y le dice:
que él mismo no iría por tener tareas a -su, cargo; qué .el;*seguñdo
elector Manuel Antonio González a'ndaba fuera de- la Provincia ocu-
pado por el Jefe de ella; y que el tercero, D.. Pahtáléón Irígoitía
estaba habitualmente e n f e r m o . . . Sugería tomar en Vacas los su-
fragios "y con la remisión de ellos estar por el1 Diputado que re-
sulte electo" (9) ' " " "•. ' • -'-" ' •

Y tanta reticencia no parece tan condenable si nos entera-


mos que el propio Atce. Reynoso, era Alcalde a la fuerza. Electo,'
D. Sebastián se excusó argumentando que no sabía' leer ni escri-
bir, por lo que el Superior estimó que era razón más que poderosa
y que se eligiese a otro y que se tuviera' en cuenta 'su adhesión a
la causa patria. Más tarde, el Alcalde del Rosario informa que no
es cierto, que sabe leer y escribir y tiene casa propia en' el pueblo.

El Gobierno- con la firma de Manuel Calleros- y Felipe vBen-


gochea dispuso -el 29 de.marzo de 1826- que Reynoso.se recibiera
dei cargo "sin demora alguna, prestando en manos de : . U. el jura-
mento de ser fiel a la Patria". (10) Como para suscitar la reflexión
sobre las injustas preocupaciones'que se sumaban a las responsabili-

'QQ - • •
— UJ — -
dades de los padres de la Patria.

Contemporáneamente, en el Carmelo, su Alcalde distraía los es-


fuerzos patriotas, omitiendo proporcionar el alimento díarb. a dos
piquetes allí destacados, tanto que ha habido día que lo han pa-
sado con pan y chorizos..." denunciaba el bravo Comandante del
Sitio de la Colonia Miguel Gregorio Planes.

Varias'veces Planes le ha prevenido al Alcalde que tome me-


didas pero Saldaña hacía oídos sordos y exponía a aquella fuerza
"a que se disuelva,-autorizándola al mismo tiempo a que, para sub-
venir a esta indispensable necesidad, cometa excesos de gran tras-
cendencia; para cortar tamaños males he dispuesto se me apersone
el citado Juez a efectos de ser reconvenido... sin perjuicio de
que a la brevedad tome las medidas conducentes a que sea pre-
vista la (tropa de la carne diaria . . ." decía Planes al Sr. Alcalde Or-
dinario del Departamento. (11)

No habían de salvarse los que estaban tras las murallas de la


Colonia de 'algún otro ejemplo de falta de vocación por la causa
pública... El 16 de agosto del 26, Bernardo de Castro ,Callorda co-
municaba al Gobernador Indentendente Juan José Duran de. la
reunión del Cabildo con la excepción de "Dn Antonio Gómez que
se resistió al empleo de Regidor decano alegando el frivo-
lo pretexto de haber ejercido .el empleo de Alcalde Territorial del
"Real de San Carlos en el año de mil ochocientos veinte y cuatro.
Y como en este destino carecemos de un Asesor letrado para impo-
nerle la p e n a . . . " (12) • -\

Y de pronto aparece, en los viejos^ papeles, el pantallazo ful-


gurante y heroico de los que no se excusaban...
"Sitio y Mes de América 12 de 1826.

El Sgto José Ma. Bueno conduce hasta ese punto al valiente


soldado Cristóbal que ha, sido herido ayer'en una carga que se dio
a fos enemigos. Yo espero del empeño de U le hará asistir por el
'Médico, suministrándole cuanto necesite; y llevando una cuenta
exacta para satisfacer cuanto gasto ocasione, pues es,un deber nues-
tro el hacer en obsequio de estos infelices, cuanto pueda de lo po-
sible por su alivio. Saluda a U afectuosamente, Miguel Gregorio
Planes.- Al Alce del Ros."
Muchos sucesos se acumularan hasta la paz definitiva pasando
por la gloria de Ituzaingó.- .
A fines de 1828 la Colonia del Sacramento fue evacuada.

\ — 40 —
En setiembre de 1829, Pedro Antonio de la Serna es Alcalde Or-
dinario de Colonia y Juez-de Paz es D. León Guerrero.

En las Víboras D. Isidoro Rodríguez y en el Carmelo D. Justo


Vega son Jueces.
Felipe Santiago Torres de, Leyva que ha cesado como Diputado
en noviembre, se reintegra a su Parroquia. El 3 de enero de 1830
eleva la razón estadística de su feligresía.-

Referencias al Capítulo que antecede

1.- AGN AGA L 722 í? 31 ' .


2.- AGN AGA L 722 f9 48 . . * '"
3.- "Documentos para la Historia Nacional",- Archivo y Museo H.
Nacional. T J . Doc. N1? 27 y 33.- 1923
4.- Estado Mayor del Ejército. Correspondencia Militar. Año 1825.- T I ,
5.- Estado Mayor del Ejército. Correspondencia Militar. Año 1825.- T II.
6.- AGN AGA L 722 P? 113.
7.- AGN AGA L 722 f? 131 , . . , - •.
8.- AGN AGA L 723 f<? 148
9.- AGN AGA L 723 P? 151 . •
10.- AGN AGA L 723 P? 69
1 1 - ' AGN AGA L 723 f° 132 . • - . ' - . ; <-_
12 - AGN AGA L 722 f? 126

— 41 —
Capítulo XIV

OTRAS REFERENCIAS A HIGUERITAS. REPOBLACIÓN. CEREMONIA DEL


26 DE OCTUBRE DE 1831- BAUTIZO DE NUEVA PALMIRA.

Hemos dejado-,a Higueritas paginas atrás, desde su fundación


contemporánea con la de Carmelo. . '
Recapitulemos los .pasos iniciales de la población que' iuego
será Nueva Palmira. ' •

Ya hablamos de los testigos de aquel tiempo que con sus ex-


presiones certifican su fundación.

Citamos, en primer término, a Felipe Santiago Torres,da Leyva


cuando dice: "Por cuanto ha sido declarado... etc" en la autori-
zación a Manuel Baigorria para poblar,, dada el 17 de enero. (I)

Documento muy expresivo que asfablece 1 f: que el punto de


las Higueritas fue destinado a una población por los dos gobiernos,
vale decir el porteño y el ds Artigas. De este aspecto se ha ocu-
pado el historiador Aníbal Barrios Pintos; (2) y 2? que estuvo po-
blado y desalojado luego por los buques de guerra del Brasil.

Quiere decir que el Cura, autorizado en esa época, pars otor-


gar terrenos, cede uno con la mención de que ellos están destinados
para pueblo, ya lo fueron una vez y luego abandonados per la.
compulsión brasileña.

Anteriormente hemos citado también el. ctro documento ian


valioso: "Dn José Artigas que mandó esta Provincia. . .ele" y la
mención a la intervención de Dn Manuel Duran.

Nosotros creemos que no tuvo Higueritas la suerte del re-


cientemente ^fundado Carmelo pues allí, ya vimos en páginas an-
terirores, se estacionó "un destacamento, militar a cuyo amparo fue-

— 42 —
ron renién'doss porción, de familias. . .".- Los portugueses- tenían
interés en el, Puerto efe las Vacas y 16' conservaron; ño "así al de
Nigüentas cuya'población fue expulsada. ,:.

Recordemos -ta"mb¡én lo v que dice 1 'el General Laguna,' concor-


dante con lo expresado, por el Párroco, cuando aquel eleva el Acta
del 26 de octubre que a .continuación se verá. " ' ' '•
El 2 6 ' d e octubre de 1831 el Párroco de las Víboras realizó
una ceremonia .de "cuyos alcances, propósitos y desarrolló'ilustra el
Acta que se-'redactó y'es como sigue: _ " .

. . "Es Copia.-. En el Puerto de las. Higueritas a veintiséis de! mes


de Octubre del año de mil ochocientos treinta y uno,- reunidos los
vecinos que suscriben- con el- loable, objeto' 'de. demarcar el sitio
propio para la Población; darle .el. nombre por el queden lo sucesivo
deberá, ser conocida, la. advocación que,debe . tener, e instituir algún
individuo por su Patrono -yV* protector. El Sor.c Cura territorial antes
de tratar sobre la materia". h¡zov la siguiente .alocución: 1 ;.

. / Ciudadanos desde el. año hueve.-he sido un constante-promotor


de este estabiecimianto "por el conocimiento • práctico que. tengo de
lasrventajas de su local, indicado por la naturaleza para una Ciudad
mercantil. -=En diversas épocas que. han discurrido los Gobiernos
por la" utilidad que debe refluir al País siempre se _Han diferido. a
conceder el correspondiente permiso; y. -las guerras continuas han
paralizado.-su ejecución. .Parece que el Cielo después de, haber pro-
bado nuestra constancia lo reservó para la emancipación'absoluta. . .
[ilegible] Provincia." Es ya un Estado libre y soberano; debe por sí
mismo' propender.a su engrandecimiento ^superando los obstáculos
que son ;' propios" a los • primeros .ensayos. . '• "'--' :.•"-

Ciudadanos vuestros nombres van ;a-ser inscriptos en los fastos hito-


nales de.'nuestra . República; serán indelebles y. la''generación fu-
tura os bendecirá como las piedr.as.- cardinales de una población
que rápidamente llegará a ser la -segunda Ciudad de este Estado.
Jamás he ambicionado otro bien sobre la tierra que' el logro de és-
te tan útil proyecto por. ser-el servicio, más remarcable que puedo
prestaros. No me resta después otra cosa que. descender tranqui-
lamente al Sepulcro llevando la .gloria.-de haber inmortalizado, mi
nombre. Luego se dio principio a. discutir, sobre ..los puntos , indica-
dos, y-por- unánime aclamación convinieron: .<-•.•;'.

que la Población se llamare. Nueva Palmira con "ta :advocación


de nuestra Señora de los Remedio.-;, instituyendo por su Patrono y
Protector a! Ciudadano' General D. Julián Laguna, pasándole una

•_ 4 3 ~ \ - " "' .' '• • "'••


copia para su conocimiento y al mismo tiempo la eleve al Superioi
Gobierno para su aprobación y protección. Acto continuo: con el
mayor e indecible júbilo se colocó en el sifio designado paira la
Población, una Cruz como signo de nuestra Religión.
Y para que este acto, como legal tenga toda la fuerza que se
requiere, lo firman los' Ciudadanos que la han" labrado- fecha ut
supra: ^ . *

Felipe Santiago Torres Leiva- Juan Apóstol Martínez- Isidro Gordon


Casimiro Catnacho- Luciano Linera- Carlos José de los Santos- Juan Bau-
tista Marmoria- José ' Merlo- Pantaleón Paredes- Manuel ñaigorria-
Francisco Frías- • José Luis Vállet- Marcelino Fuentes- Juan Manuel
Acha- Silverio Giménez- Mariano Montaner- Pedro Villalba- Miguel
Alza- Pedro Díaz- Bautista Fontis- José Gabriel Belmúdez- Mariano
Ferrer- Pedro Silva- Mariano Alza- Mariano Vargas- Juan José Cha-
sarreta- Rafael ViNa Asul- Juan José Notario- Antonio Villalba- Cán-
dido Díaz- Juan Reina- José Rodríguez- Pedro Silva- Gerónimo Guz-
man- Fermín Reinoso- Balentín Pinazo- Andrés Cáceres- Francisco Mer-
lo- Francisco Callero- José Antonio Esperati- Carlos Rodríguez-» Juan
Manuel Bermúdez- Manuel Ruis- Juan Nieto- Raimundo Nieto- Li-
borio Nieto- Agustín Nieto- Pedro Gómez- L,usirio Abila- Francisco
Rodríguez- Gregorio Illescas- Francisco Pedernera-- Juan de la O
Castro- Melchor Medina- Lázaro Muñoz- Francisco Baldes- Dionisio
Nasábal- Plácido Alvarez- Juan" Azebedo"

"Julián Laguna"
"Es Copia" (3)

La ceremonia auspiciada y .presidida por Felipe Santiago To-


rres de Leyva puede confundirse con una fundación, si bien en su
discurso el orador rio pronuncia' esa palabra.

Tuvo no obstante esta ceremonia, destacable por el concurso


numeroso de vecinos, circunstancias que propician el equívoco. No
solamente por algunos aspectos formales y el entusiasmo y ampulo-
sidad de la oración o proclama que excedió a la real importancia
de lo que se establecía, sino que también por la oscuridad o error
de alguna expresión: "En diversas épocas que han discurrido los
Gobierno" por la -utilidad que debe refluir al País, siempre se han
diferido a conceder el correspondiente permiso y las- guerras.'. . " ;
cuando en realidad hubo dos intentos dé fundación y uno de ellos
autorizado, concretado con el poblamiento .de vecinos, como lo ha
testimoniado el propio Leyva.

Pensamos que Andrés H. Gazzam, citado por Orestes Araújo,


define con bastante claridad el acontecimiento que .historiamos, cuan-

" — 44 —
- do dice en-1872: "el'señor, cura- de las Víboras con .lá asistencia .de
algunos vecinos de dicho .pueblo y todos los vecinos del eníoncej
pueblo de Higueritas,. bautizó', solemnemente .el. nuevo pueblo -on
el nombre que le había dado la Asamblea, sirviendo de padrino
el mencionado Ganeral don Julián Laguna" (4) Destocamos: "ve-
cinos do! entonces pueblo da Higucritas". Gazzam se aproxima tam-
bién en la fecha cuando afirma -que Higueritas-Z'fue principiado ba-
jo los auspicios del Sr. Cura dé las Víboras don Felipe, Santiago
Torres de Leyva en 1817; perb • no adelantó hasta 1829, e n ^ q u a l a
Receptoría Gcnsrzi del Uruguay quedó establecida ~n eje o u n o . . . "
Nosotros también pensamos que el hecho trascendente sola-
mente fue la adopción del nombre' ds Nueva"Palmíra-que.ha perdurado.
E! hisíp'riador D. D;biz V; Pérez Fontana, le Ihma, con aciarto,
"trasmutación del "Puerto ^de las Higueritas" en el de "Nueva Pal-
mira". (5) t '

-Una explicación de esta ceremonia del 26 de octubre'de 1 183V,


.que juzgamos atendible, nos la da 'el historiador D.' Juan -Manuel
de la S^t.1 "quien cor su actuación en aquellos años en Vacas teñía
. porque, estar informado. De la Sota fue Preceptor de la Escuela de
Carmelo al establecerse ésta en 1831. ' ' • • ' . • ,

"A fines de-1829, por disposición superior el Receptor d e ' A l -


cabalas de-Soriano D. José Antonio Esperati estableció en este pun-
to la Receptoría General del Uruguay; y esto dio motivo a que •".£
reunieran allí algunos vecinos con casas " de negocio,'_ y otros "que ,
ejercitándose en los trabajos d e ' las islas del Paraná y ^Uruguay
alcanzarían a doce" . ' ''• ' " ' if'

"Entonces ei Pueblo del Carmelo ^había ya tomado incremento


y exigía su vecindario al" Cura de Víboras D. Santiago !Tórres de
ísyva se traladase allí o les diera un Teniente Cura'q*ue adminis-
trará el pasto espiritual que en. catorce años'de fundación, tan' solo
des se lo había 'proporcionado, so pretexto' ds 'que las rentas' del
Curato no .alcanzaban; como'este vecindario' costeaba un'Capellán
entró e'n el proyecto de pedir la separación del 'Curato. De aquí
es' que el Cura Leyva, con el objeto' de" paralizar la -pretensión de
los vecinos del Carmelo, y que no' tomase tanto incremento se di-
rigíó a la Capital y propuso la fundación de la Nueva Palmira"-(6)

La explicación de las motivaciones de -'Leyva 'tiene la validez


de quien'vivió allí y'cónóció a los' actores 'y él 'ambiente; y es-cohe-
rente con lo que, a distancia"cónsiderable ! de- los' sucesos, se puede
advertir ^ través de otros documentos.

'El' "nroceso fundacional' de Higueritas sé inicia con una orden

— 45 —
de "Aftigas, se cumpiei con la intervención de D. Manuel Duran y
se concreta al fin,-.con el asentamiento-de vecinos; cabe preguntar-
se si ese proceso -interrumpido-, al producirse la repoblación, al
reanudarse, cambia de identidad,- de filiación Artiguista.
r

La repoblación de Higu-eritas. Se produce al establecerse a fi-


nes de 1829 la Receptoría General del Uruguay. De la Sota habla
de "algunos vecinos con casas de negocios" y otros que trabajan
en las islas del Paraná y el Uruguay, y que alcanzaban a 12. Di-
gamos entonces, una veintena de pobladores.

-El Gral. ¡Laguna cuando eleva el Acta de la ceremonia del 26


de octubre de 1831, le llama "el .Acta que han levantado los ve-
cinos" situados ya en las Higueritas." (El subrayado es ' nuestro)

-' -Cuando el Agrimensor Joaquín F.Egaña midió los, campos en^


agosto de 1835, no figuran entre los pobladores señalados en el
plano, ninguno de los firmantes del Acta referida. (7) Aparecen al-
gunos, sin embargo, en el "Hadrón de Higueritas" de 183Ó. (8)-.
Juan Apóstol Martínez, Juan Bautista Marmórea, José Merlo, Pan-
taleón ' Paredes, Manuel Baigorria, Silverio Jiménez, Miguel Alza,
Mariano Vargas y Fermín Reinoso; aunque debe advertirse que no
l
todos se radicaban en el Pueblo. .
. i

Creemos que son válidos para la repoblación de Higueritas los


mismos factores, que . provocaron el aumento de población en
Carmelo y Pueblo de las Víboras. A ello se refiere De la Sota cuando
afirma: "mas su incremento fue debido a las emigraciones argenti-
nas que se sucedieron desde el año 1820" (9)

El testimonio del historiador es muy valioso; él mismo vino aí


Uruguay por causas políticas en 1820, según lo declaró en su pa-
saporte. Perseguido por el rosismo naciente volvió en, 1830 para
radicarse definitivamente. En 1831 fue nombrado Preceptor de la
Escuela de Carmelo y al año siguiente trasladado a la Capital; sien-
do1 sustituido en el cargo que dejaba por Luciano Lira.. (10) Diga-
mos de paso que también, por 1831, figura en el "Padrón de las
Vacas", Emilio Duelos, como Preceptor. Este aumento de población
por inmigración es la única explicación para el crecimiento constatado
que se realizaba sin desmedro de la población' de otros pueblos;
como por ejemplo Víboras que. lejos de traladarse como frecuen-
temente se cita, mereció que también le nombraran un Preceptor
como a" Carmelo y en la misma fecha de 1831.

Mas adelante nos ocuparemos de otros aspectos relacionados cen


los habitantes de los pueblos del antiguo Partido de las Víboras.-
- 4 6 -
Quienes eran los firmantes del Acta del 26 dts octubre de 1831.
Además del Párroco Torres de Leyva firmaron el Acta ios ciu-
dadanos que a continuación se expresan; los hemos numerado para
su fácil individualización.
1.- Juan Apóstol Martinez. Verlo en el Padrón de Higueritas; N? 58

2. Isidro Gordon. Es el Ciudadano de 22 años, natural de Buenos


Aires que con el n° 266 se halla en el Padrón Cívico de Dolores de
1832. (11) ; • <

3.Casimiro Camacho. Era en 1830 de 54 años, casado, labrador y


oriental que sabía leer, según el Padrón Cívico de Víboras. (12) No
obstante el Padrón del Pueblo d© las Víboras que acompaña este tra-
bajo, le da otra nacionalidad.- En 1821 fue incluido en la Relación de
Hacendados del'Departamento, citada'en páginas anteriores.- A las ór-
denes de ¡Benavídez participó con otros viborenses en sucesos de 1811.-
Era casado con Genara Monzón hija de Gerónimo. Participó asi-
mismo en la Reconquista de Buenos Aires.

4. Luciano Linera. Casado con Francisca Creado, sin hijos cuando fue
censado; labrador, con cuatro cuadras linderas con Rafael Villasul,
Fermín Reinoso y el Río Uruguay. (13)

5. Carlos José de los Santos. Era del Chileno cuyo padrón, quizás de
1835, lo registró 35 años, portugués, casado, labrador. (14) En el Pa-
drón Cívico de Dolores de 1832 figura con datos coincidentes, lo que
indicaría anterior radicación.-(15)

6. Juan Bautista Marmoria. Figura en el Padrón de Higueritas que


se publica con estas páginas; n? 60.

7 José Merlo, idem; n 9 53. ^

8. Pantaleón Paredes, idem; n ? 69.

9. Manuel Baigorria. idem. Se habla radicado en 1830, -:cmo he-


mos ya mencionado; n1? 9

10. Francisco Frías. No identificado. r\

11. José Luis Vailet. idem. <

1¡2. Marcelino Fuentes, ¡dem.

13. Juan Manuel Acha. No aparece en los documentos de ésta época..


pero sí en 1848, citado por Manuel Oribe en órdenes referentes á
destino de prisioneros en Colonia. (16)
— 47 —
14. SMverio Giménez. Verlo en el padrón de Higueritás* n? 98.

15. Mariano Montaner. No "identificado.

16. Pedro Vülalba. Figura en la Relación de hacendados de 1821. Era


Sargento cuando, con otros vecinos, en 1828, integraba la Compañía
que mandaba D. Isidoro Rodríguez.

El Padrón Cívico de Víboras lo anotó con 50 años, cordobés, viu-


do y hacendado que sabía leer. Era casado con María Paes. Verlo en
el Padrón de Víboras que se publica con estas páginas.

17. Miguel Alza. Verlo en el Padrón de Higueritas; n? 3.

18. Pedro Díaz. El nombre es muy corriente; puede ser el mismo que
figura en el Padrón del-Carmelo de 1823, con el n? 10.

19. Bautista Fontis. No identificado. -

20. José Gabriel Bermúdez. Como Gabriel Bermúdez figura en la Re-


lación de hacendados de 1821. Como "Vermúdez", de 54 años de
edad, casado natural de Buenos Aires, hacendado. - que no sabía es-
cribir - se encuentra en el P. Cívico de Víboras.

2 1 . Mariano Ferrer. No aparecen huellas documentales. Puede tratarse


de Mariano Román, el peón de Jorge Ferrer, en el Padrón de Carme-
lo de 1823, con el número 8.-

22.' Pedro Silva. Verlo en Padrón de Higueritas; rfi 87.

23. Mariano Alza. Nativo de Víboras, tenía 37 años, en 1832 en el


P. Cívico de Dolores; n° 249.- Era- casado con Vicenta Menéndez.-

,24. Mariano Vargas. Verlo en Padrón de Higueritas como "Bargas",


n? 11.

25. Juan José Chasarreta. Santiagueño, de 40 años, casado, hacenda-


do, sabe escribir P. Cívico de Víboras de 1830; n"? 586.

26. Rafael Villa Asul. Era de jurisdicción de Higueritas. Labrador de


36 años, casado con María Contreras de 20, 2 hijos. (17)

27. Juan José Notario. El Padrón Cívico de las Víboras registra a Juan
Notario, de 28 años, natural de Buenos Aires, soltero, sabe escribir y
se dedica al comercio. '

28. Antonio Víllalba. Era un comerciante de 23 años soltero, poblado'

— 48 -
en las Hígueritas en, solar donado por el Alcalde del .Distrito, dice el
Padrón que lo registró. (18) •. • •, ' ' .•

29. Cándido Días. Ccn segundad se treta del vecino de ese nombre
que registró un'Padrón de la época. (19). Hijo dé' Mária1'Ramona' Ro-
dríguez c'e Díaz; Cándido, entcnces, de 22' años de edad. '• • ' *

30. Juan Reina. Debe ser el vecino que con ese nombre 'figura en el
Padrón de Carmelo de 1823, c o n e ! rí*? 103. \

3 1 . José Rodríguez.. No identificado.

32. Redro Silva. No identificado. Parece repetición del númñro 22.

33. Gerónimo Guzmán. No identificado.

34. Fermín Reirioso. Verlo en el Padrón de Higueritas con_ el n? 78.'•

35. Baleníín Pinazo. Era de Espinillo, nacido en 1808. Verlo en Padrón


Cívico de Dolores, con el n? 282. ' ' • . '. '"

36. Andrés Cáceres. Era un labrador de 35 años casado cpri Felipa


Ferrer de 20, entonces; lindero de Baigorria en Higueritas. (20) En Pa-
drón Cívico d= Víboras vamos era oriental y no sabía escribir; n° 588.

37. Francisco MeHo. No identificado."

38. Francisco Callero. Estaba en Dolores cuando'lo registró el,P- Cí-


vico de 1830 y también en 1832, cuando se anotó que es de Espinilio
de 43 años de edad. En páginas anteriores vimos que el Alcalde 'Juan
Bautista Mendieta lo propuso, en 1820 para Comisionado de Higueri-
tas.

39. José Antonio Espera ti. En el Padrón Cívico de la Villa de Soríano,


en 1831, dondetie'ne el n? 295, consta que era oriental y de 42 años.

40. Carlos Rodríguez. Está en el Padrón de'Higueritas. con el n? .81


y a los datos que allí se aportan se puede agregar, que era comer-
ciante, casado con Ermensgilda Sosa, con dos hijas. Poblado sobre el
Arroyo del Sauce, era lindero de Inocencia Caballero y Gabriel Ber-
múdez. •. : , . •:

4 1 . Juan Manuel Bermúdez. 'Fue registrado en el P. Cívico de Dolo-


res, en* 1830, sin expresión de otros datos.' ' "

42. Manuel Ruis. Era de Espinillo de 21 años de edad entonces según


el P. Cívico de Dolores de 1832. -

— 49 —
43. Juan Nieto. Poblador en la Calera de las Huérfanas donde re-
cibió donación artiguista de tierra y del cual ya nos ocupamos.-
44. Raimundo Nieto. Nacido en 1784, oriental soltero y hacendado;
sabía leer (P. C. de Víboras).- Hijo de Benito Nieto y María. Clivia
Ledesma. Poblador sobre e! A 9 del Chileno era lindero de Lucirio Avi-
la, de Liborio y de Agustín Nieto.

45. Liborio .Nieto. Hsrrhano del anterior. Nacido en 1788, oriental


casado, hacendado y que no sabía escribir consta en e( mismo P. Cívi-
co de Víboras. Murió en 1837. Era casado con Gregoria Ayala.-.

46. Agustín Nieto. Natural de Espinillo y de 36 años dice el P. Cí-


vico de Dolores. Probable primo hermano de los anteriores.

47. Ptedro Gómez. Era'un hacendado natural de Buenos Aires, de 35


años que no sabía escribir; consta en P. Cívico dé'Víboras.

48. Lusirio Ubila. Era natural del Brasil, nacido en 1800; soltero, ha-
cendado y sabía escribir, según el P. Cívico de Víboras, donde f i -
gura como Lucidio Avila. /

49. Francisco Rodríguez. No ¡ndividuslizado.

50. Gregorio 11 leseas. Es el mismo vecino de conocida actuación en


Víboras y altado varias veces en estas páginas.

5 1 . Francisco Pedernera. Cordobés de 47 años en 1830, casado CO.T


Marcelina Manrrique; hacendado registrado en la relación de 1821;
sabía escribir. En 1817 ya estaba en el Partido.

52. Juan de la O. ? .Castro. No individualizado..

53. Melchor.Medina.

54. Lázaro Muñoz. -' " " • .

55. Francisco Baldez. Paraguayo de origen, tenía 48 años cuando b


registró el padrón Cívico dé Dolores. Fue Comisionado en "Costa del
Uruguay y Costa del Sauce" en 1824. .

5ó. Dionisio Rasabal. (o Nazabal). No individualizado.


.57. Plácido Alvarez. Una única referencia; movilizado en Carmelo en
1825, desertó y Ramón .de Cácereá ordena su prisión para e¡empla>
rizar. (Citado en páginas anteriores)

58. Juan Azebedo. No individualizado.

— 50 —
Referencias al Capítulo .que antecede

1- AGN - Esc. Gob. y H.- Año 1837- Exp. N9 91, Baigorria, D.


Manuel, Agustín Almeida y otros.- N*? 13, Año 1837, D. Agus-
tín Almeida por terreno de chacra en las Víboras
2.- Barrios Pintos, Aníbal.- "El antecedente artügutsta de Nueva Pal-
mira".- Suplemento Dominical de "El Día", N? 1872-1969-
3.- AGN- Archivo General Administrativo- Caja N? 817.-
4 - Araújo Orestes.- "Díccionarilo Geagráfico del Uruguay1'- 1900
5.- Pérez Fontana, Daoiz V.- "Aspectos históricos de Nueva Palmira"
N. Palmira. 1969- p. 27
6.-. De la Sota, Juan Manuel.- "Catecismo Geográfico - Político e
Historico.de la República Oriental del Uruguay", p. 63-Mdeo. 1855-
7.- Pérez Fontanaa Díaz V.- o,, cit.
8.- AGN AGA- L 288 - Juzg. de Paz de Vílioras - Padrón de' Higue-
ritas 1836.
9-- De la Sota, Juan Manuel - o. cit.
10.- González, Ariosto D.- "Política y Letras". 1937
11.- 'Melogno Velez, Fabián.- "Contribución a] -estudio de! proceso
electoral del Uruguay". Padrón Cívico de Dolores 1832 - E. M. G.
del Ejército-Bol. Histórico N? 124.
12.- Melogno Vélez, Fabián - o cit Padrón Cívico de Víboras 1830.
13.- AGN AGA.- L 288. "Cuadernos de fes declaraciones tomadas
al vecindario de los distritos de Víboras y Vacas"- 1833, aprox.te-
14.- AGN AGA.- L 288. Padrón del Partido del Chileno - 1836 - Aprox.te
16.- Mismo documento citado en en el N9 1 1 -
16*-- AGN Arch. Particulares.- Papeles del Gral. Lucas Moreno Caja
n9 191 - Carpeta N<? 7.
17.- AGN.AGA.- L 288.- "Cuadembs . . . " etc Doc, citado
18- ídem.
19.- idem.
20.- idem.

51 —
Capítulo XV

LA EXTINCIÓN DEL PUEBLO DE VÍBORAS

La desaparición del Pueblo de las Víboras se produce durante


la Guerra Grande, como consecuencia de un episodio de esa con-
tienda; el combate en- la población donde se defendía el coronel
cribisfa Jaime Montero del ataque de fuerzas comandadas por el
General Rivera que resultan victoriosas.

Mas no fue solamente el efecto directo det combate la causa


de los destrozos en. la población; se sumaron actos depredatorios
posteriores de la tropa vencedora que tuvieron entidad y que es-
caparon, pese •• todas las previsiones, al control del General Riyera.

El clima de la guerra.- Exacerbados sentimientos opuestos pres-


taron a la larga contienda un clima de especial tensión. A las mo-
tivaciones capitales de ambos bandos se agregaban la vecindad y
gravitación del gobierno de Rosas, vinculado con los propósitos del Ge-
neral Oribe.

Habían esos hechos de tener influencia permanente en el carác-


ter de la lucha, en la emulación de actos de crueldad y en desbor-
des de comandantes subordinados de ambas partes, no siempre conr
trolados, aun acuciados por la propaganda y cegados por la igno-
rancia.-

No escapó tampoco el que debió ser apacible y apartado am-


biente del Pueblo dé las Víboras a las incitaciones que reflejaban
el clima general. Por febrero de 184Ó un oficio intrascendente de!
Juez de Paz de Víboras nos entera:

"Juzgado de Paz jVivan los defensores de las Leyes!!


(Mueran los Salvajes unit.sü

En'el Pueblo de Nra. Sa. de los Remedios, Feb.o 20 de 1846.

AI Sr. Alcalde Ordin.o del Deparf.to Dn. Gab.l Yedra.

— 52 -
El que firma a recibido la apreciablé nota . . . etc. (sigue un
informe sobre no existencia cte Escuelas'' Públicas) . . .

•' Ds gde. a VS m.s.a.s.- Pedro. Ermeta. J. de'Paz." (1)

- Cuando lejos estaban, todavía, los actos bélicos que conturba-


rían e! ánimo de los tranquilos vecinos del l u g a r . . .

Contestando lo mismo que el Juez de Paz de las Víboras se


expedía el de Carmelo";,a igual requerimiento, también encabezando
su oficio con idéntico trágico lema.- José 'B-. Castro que era el Juez
de Paz informa' que no existe escuela y agrega: "tue disuelta por
efectos de las circunstancias que. rodearon este pueblo con motivo
de la. ilegal injusta intervención y bloqueo que establecieron los Mi-
nistros Inglés y Francés"-(2)

, Es otro aporte para nuestro conocimiento de la situación


se gestaba en Víboras .en esos días. Porque, cuando el 13 de mayo
,el Gral. Rivera llegue con su división a Carmelo ya encontrará el
pueblo desierto; el ¡efe adversario, Jaime Montero, ha dispuesto la
evacuación de la población hacia el Pueblo de las Víboras.

Situación de Montero. El Coronel Montoro. a cuya personalidad


nos hemos referido en el Padrón de Higueritas que se publica,
se encuentra el 1,3 de mayo estacionado en el Pueblo de las
Víboras con muy importantes efectivos Desconocemos sus propó-
sitos operativos generales. - Los de esa fecha,- si nos atenemos al
relato del sargento mayor Francisco L. Dairault (que sirvió en filas
de Rivera), (3) eran tos',, de operar., sobre el Arenal 'Grande para
impedir que tropas enemigas que allí desembarcarían, se unieran
a las de Rivera' que debía llegar a Carmelo: Propósito conocido
por. la captura de un "mensajero de Montoro con informes para To-
más Villalba en Colonia. El portador del mensaje era, según parece,
Mariano Pastrana que fue 'muerto, ¡unto con los soldados, por sus
aprehensores en Piedras de Espinosa y a quien encontraremos, con
el N? 70, en el Padrón de Higueritas de referencia.

Los planes de Montoro, si fueron aquellos, debieron variar con


la presencia de Rivera y sus fuerzas en Carmelo desde el 13 de mayo.
*
Su dispositivo también, atento á que con superioridad de medios,
esperó el ataque de Rivera que se produce recién el día, 27, previos
contactos ligeros el' día 18, de los elementos de seguridad'de ambas
fuerzas. _ . . . . -

— 54'—
Operaciones de Rivera. La campaña de Rivera desde la Colonia
puede dividirse en varías fases para su mejor comprensión, para
sintetizar su desarrollo y a los efectos de situar los acontecimientos
que nos interesan. .

Si nos ceñimos a las Ordenes Generales del Ejército en Ope-


raciones (4) podemos establecer una secuencia de hechos en la for-.
ma que se expresa enseguida; en ella es fácil advertir" la prevención
y aprensión del Jefe por la comisión de hechos como los que su-
cedieron a la postre en Víboras.

I.- Marcha de la Colonia al Carmelo (embarcados) del 9 aJ 12


de mayo.

En Colonia, antes de la partida, el día 2, én la Orden General,"


se establecen disposiciones destinadas a prever desbordes discipli-
narios de la tropa que puedan afectar a la población civil, sus bienes,
etc. Entre varias de ellas se citan:
"Art. 5° Queda prohibido bajo rigurosa pena a todo individuo
que insulte a los vecinos o les arrebate su propiedad; el que come-
tiese el mas leve daño será en el acto pasado por las armas, porque
así lo ha dispuesto el Exmo. Gobierno de la República".

"Art. 8?. la presente Orden se leerá todos los días a la hora


de lista por el Capitán de cada compañía, que formará-círculo y con
toda atención le serán explicados los artículos referentes a la su-
bordinación y respeto a las personas y propiedades de los habitan-
tes del país". "Frutoso Rivera"

Naturalmente que esto está indicando, además de preocupación


dei Jefe, conocimiento del clima de la guerra que se vivía, del
encuadramiento disciplinario que difícilmente -en esos casos- se al-r
canza totalmente; y por último, sin duda, reservas con respecto a la
calidad disciplinaria de algunos contingentes integrantes de su fuerza-.
II.- Campamento en Carmelo; del 13 de mayo al 7 de junio.
Como ya hemos dicho. Rivera encuentra la población desierta.
El 14 de mayo, la Orden General reitera las previsiones.- "El Gene-
ral en Jefe ha visto hoy con bastante sentimiento que varios solda-
dos de la División han faltado a los deberes que cada uno debe .
guardar. Le ha sido muy sensible el tener que casíigar a tres sol-
dados que han querido manchar el brillo con que siempre se han
conducido los valientes y beneméritos patriotas . . ." "No, preciso es
— 55 —
que nuestra marcha sea muy diferente a la de nuestros enemigos
cuyas máximas son el robo, el escarnio, el desorden y demás" . . . .
"Frutoso Rivera - Es copia- Flores" • • ,

-El 18 de mayo ha habido contacto entre Jas avanzadas de


ambas fuerzas enemigas; porque en la Orden del día 21 Rivera
encomia las ¡ornadas vividas desde e! 13 "hasta la tarde del 18 en
que combatió nuestra izquierda. con la derecha enemiga".
i

-En esa misma Orden reitera "se haga leer como está ordenado
a la hora de lista la Orden General que se dio a .nuestro arribo
a Colonia y que se cuide de su observancia en todas sus partes".

La preocupación de Rivera es permanente por el comportamiento


de la tropa con la población civif. _

-Pero aun. el 25 de mayo se repite la acción preventiva por


medio de las órdenes que han de mantener tan atentos, a la tropa
como a los comandantes subordinados: "recomendando" asimismo
a dichos Jefes el mayor orden en la tropa de su mando y que
no se saquen palos de las cercas ni se destruyan otras propiedades.
según está ordenado, así como' la prohibición absoluta' de' disparar
tiros como no sea al • enemigo". Se preparaba la acción del 27 y
toda prevención debió parecer poca; sabe el Jefe que las horas del
ataque y sobre iodo las- subsiguientes son de difícil control de'los
escalones inferiores. '

-El 27 de mayo Rivera ataca a Montoro 'cuya pos¡ción_ conocemos.

El ataque tiene éxito que 'Rivera explota hasta las Fbres donde
vuelve a batir a su adversario; el desemboque de la acción tiene
lugar al crepúsculo matutino para aminorar la superioridad de fuego
del enemigo ventajosamente provisto de municiones de que carece
Rivera. .

El Pueblo de las Víboras debió quedar comprendido en- la


zona de acción del ataque; los fuegos y la maniobra de ambos
oponentes debieron incidir sobre la integridad del mismo.

-Nada mencionan las órdenes de' los días siguientes. . Una


somera referencia a dicho suceso en la orden de! 7 de junio y
naaa mas.
— 56 —
-No existen menciones o excesos o desbordes de la tropa, ni
durante m después del combate; de haber ello ocurrido no hubiBran
sido silenciados, de a:jerdo a las normas ce toda lo campaña, tradu-
cidas en los Ordenes Generales que vemos.

III.- Rivera prosigue su marcha ofensiva.

Luego de la acción de Víboras que dejó en su poaer importante


botín de guerra, Rivera permanece- según las Ordenes Generales
que registran sus operaciones y movimientos- hasta el 7 de junio
en Víboras; fecha en que se expresa que "la División estará pronta
para marchar al toque de diana" del día 8.

fcse día acampa en la "estancia de Foste". Es en realidad en lo


de Enoch Foster, al norte del Víboras entre Arroyo del Pantanoso
y Cañada del Sauce; campos que luego fueron de Eduardo Francisco
Me Donal, yerno de Foster. {5)
-Prosigue su marcha posiblemente por el camino que hoy pasa
por la localidad de Agraciada y el día 10 derrota nuevamente a
Montero en puntas del Arroyo del Arenal. El 11 está en el San
Salvador.- fcn el mismc punto al día siguiente en que su Orden
expresa:

"1°.- S.E. el Señor General en Jefe dice a este Estado Mayor lo


que sigue: "Hágase saber en Id Orden General que el General en
Jefe está absolutamente complacido...." (y hace el encomio de
la constancia, bravura y denuedo demostrados en las acciones del
27 de mayo y del 10 de junio en el Arenal.)

"2°.- - Importa asimismo que: se haga saber a la tropa que !a


casa del ciudadano es un sagrado inviolable, que se respeten sus
familias y sus haberes, que ellos han prodigado ya el fruto de su
sudor, minorando el alimento de sus hijos para facilitar la empresa;
la sangre con que se han regado los campos de batalla que han
servido de teatro a nuestras glorias, es la de sus amigos, hermanos
y parientes, rodo lo han perdido en la empresa, y cual será su
doler si se ven ultrajados por sus mismos amigos, por'los defenso-
res do la libertad de la República? Importa, pues, que los soldados
.no manchen ese nombre tan glorioso con una conducta tan vil. El
que comerá cualquier atrocidad recibirá en el acto el castigo com-
petente; en lo demás, el afecto, cariño, y consideraciones, será el
resorte de sur» Jefes inmediatos para dirigirlos."
" 3?.-... "
"4?.- Nada será mas glorioso al Señor General en Jefe, que
no -tener en lo sucesivo el más pequeño motivo de reprender al más
ínfimo soldado de la División. Cuenta con que sabrán conservarse
con subordinación bajo los Jefes que tienen mis órdenes para diri-
girlos; ésto bastará para hacerlos más dignos a -la consideración del
Gobierno y de la República, que sabrá considerarlos como merecen."

"5"?.- La presente orden se leerá todos los días a la hora de


lista por el Capitán de cada Compañía, por el término de quince
días seguidos y se mandará publicar por el Jefe del Estado Mayor
Divisionario, oportunamente. Dios guarde, etc.- Es copia: Flores."

¿Qué hechos motivaban estas nuevas advertencias? ¿Había ya


el Graf. Rivera recibido noticias de actos vandálicos perpetrados en
Víboras? Todo indica que no; pues no existen precisiones como
en los demás casos en que se hizo referencias a hechos concretos.

Después de la culminación del 14 en Mercedes, toma del pue-


blo y muerte de Montoro, Rivera ha de regresar a Carmelo recién
el ,14 de julio.

Los destrozos en el Pueblo de las Víboras. El citado sargento


mayor Dairault, contemporáneo de aquellos sucesos, pues llegó al cam-
pamento de la Cañada Curupí a pocos días de acaecidos, los titu-
la en sus memorias y en alusión a Rivera: "Destrozos en las Víboras
causados durante su ausencia". (6) Veamos como los relata.

"En medio de tan impetuosos sucesos y fragor de las


armas, hemos de deplorar un hecho que, por su na-
turaleza, vino a poner de muy mal humor y de peor
vuelta al General: Aunque cueste el narrarlo, lo encua-
draremos aquí, puesto que no ha tenido cabida en otro
lugar.

Es de saberse, pues, que cuando desembarcó el


General en Carmelo, halló totalmente despoblado aquel
lugar, que casi no se sentía mas que ladridos de perros,
maullidos de gatos en las noches y, como acompa-
ñamiento en el concierto, el chirrido de las lechuzas,
que se tiene siempre como seguro presagio de acon-
tecimientos luctuosos.

El trastorno que había de causar Montoro a las


tamil ios del Carmelo, mandándolas trasladar al puebio
de tas Víboras, fue causa también de que el general
Rivera, después de su victoria en la* Víboras, propor-
cionase los medios conducentes a todas las que
manifestaron el deseo de volver a- sus hogares, resul-
tando, de ese acto de jusricia, que el pueblo de las
Víboras, quedara tan desierto, como había dejado Mon-
toro antes el Carmelo. Todo enaltecía la conducta del
General; pero como en un Ejército hay hijos de dife-
rentes padres (aunque de una sola madre), no faltaron
buenas piezas que, con el desordenado afán de hacerse
de botín, llegaron a empuñar e! acto generoso del Ge-
neral, dándose a entender que antes de moverse las
familias, habrían ocultado cuidadosamente algún tesoro
o alhajas en el pueblo que dejaren paro volver Ü SUS
casas de manera que, a espaldas del General, se con-
certaron unos cuantos, picando paredes, cavando en ese
o en aquel otro sitio, registrando pozos, algún aljibe
que habría, atahonas y ranchos hasta descubrir algo que
saciara la codicia, dejando luego aquel pueblo reducido
a escombros hasta el día de hoy.

Asi que estuvo de vuelta el General y tuvo cono-


cimiento del destrozo causado, ordenó se buscara a
los autores para darles su merecido, que no habrí-i
sido ciertamente grados en el Ejército. Hubo empeño
en descubrir los autores, eso sí, pero, por mas dili-
gencias que se hicieron, no fue posible descubrir ni
siquiera uno. Los más sospechosos probaron con mil
estudiadas tretas, que no so habían apartado del con-.
pomento, liando por ellos los sargentos. De modo que
cada uno venia « ser tan santo como la misma San-
tidad, habiendo que renunciar, aunque no del todo,
a- las pesquisas mondadas hacer, para atender las apre-
miantes operaciones de la guerra.

El general Medina que se hallaba lejos, se irri-


tó tanto al saber el suceso, que, desde entonces, se
enfurruñó contra su superior el general Rivera, tanto
porque él, y su hermana doña' Rosa Medina, eran
vecinos de aquel lugar, impropiamente llamado de ÍOR.
Víboras, como por jactarse de ser él su fundador, siendo
la Patrona Nuestra Señora de los Remedios."

Nosotros agreguemos que en la referencia al general Medina,

— 59 —
Dairault se equivoca, quizás por su condición de extranjero; el
general Medina no fue fundador de Víboras ya que nació 28 años
después de la erección del pueblo. En cuanto al resentimiento con
. Rivera si existió, pronto pasó, pues el 22 de noviembre la Orden
General del Ejército da cuenta de la incorporación de Medina a
órdenes inmediatas del general Rivera. (7)

Volviendo a los destrozos en Víboras. Es evidente y lógico, si


tenemos en cuenta las pautas de comportamiento y control que
Rivera se preocupaba en establecer, que los actos de vandalismo
esc&paron a su vigilancia y no hubieran contado nunca con su con-
sentimiento, ni aun con su tolerancia. Obviamente no condiee esa
actitud con su personalidad moral y sus antecedentes como coman-
dante de tropas.

Hasta sus más acérrimos enemigos han reconocido en él sen-


timientos que no armonizarían con aquellos actos depredatorios.
El Gral. José Mario Paz que ha trazado un sombrío y despreciable
perfil de Rivera, reconoce por lo menos, una virtud: "Lo que lo
hace un alto honor es su clemencia con los vencidos, su genero-
sidad con sus enemigos. Por más que éstos lo hayan provocado
con actos de crueldad y barbarie, no ha desmentido esas inclina-
ciones de humanidad que lo distinguieron entre los tenientes de
Artigas; desde entonces llamó la atención por el contraste que ha-
cía su conducta moderada con Otorgues, "Blasito" y "Andresito"." (8)

Aun dentro de la indeclinable severidad con que Rivera san-


cionó faltas del tipo de las que nos ocupan, aparecen, en la misma
campaña de Colonia, los rasgos de humanidad y tolerancia a que
se refiere Paz. En la Orden General del 30 de Julio, en Carmelo,'
se informa: "Habiéndose dado repetídísimas órdenes conducentes
a contener los desórdenes que diariamente se advierten en perjui-
cio del público y despreciándolas como lo prueba el hecho reciente
perpetrado. . ."

. . . " E n su consecuencia ordena sean castigados estos indivi-


duos con mil palos cada uno en la Plaza de este p u e b l o . . . "

Y al día siguiente: "Hoy debieron ser castigados al frente del


Ejército el Cebo Juan Romero y el soldado Mariano Castellanos,
por haber sido sorprendidos carneando los ganados de la campaña
para vender los cueros a los mercachifles; he hallado a bien com-
putarles la pena a que se habían hecho acreedores, destinándolos
a una prisión de dos meses y emplearlos en los trabajos de las

— 60 —
fortificaciones . . . " - • • ;

Los testimonios que hemos visto y-.las Ordenes* Generales de


la División en operaciones del Gral.- Rivera, indican sin duda que
los destrozos en las Víboras fueron realizados mientras Rivera accio-
naba sobre el Arenal y Mercedes.

' El epílogo.- Es de imaginar que los vecinos de Víboras cuyos


hogares fueron destrozados se replegarían a Carmelo ¡unto a los
carmelitanos que volvían a sus hogares; que algunos se instalarían
en Palmira de acuerdo a intereses o vinculaciones; otros vacilarían
en tomar la triste* resolución del a b a n d o n o . . . y al fin,--marcharían.
Debió ser. una mudanza progresiva, morosa, con la pesada carga
de enseres salvados 'de la ruina; lenta además-porque mucho pesaba'
también el desarraigo. • • .

Víboras moría de pié, completado su- agosfamiento por la com-


pulsión de la "guerra y su secuela desvastadora. Durante casi nueve
• décadas su nombre fue referencia de" viajeros y .expresión desuna
pequeña sociedad; nombre que se repitió aun lejos de la comarca
en la voz de la gente • o en los severos Cabildos y gabinetes de
gobernadores y virreyes; porfió su traslados-para asomarse al Uru-
guay . . . Fue postergada por otras poblaciones nacientes, atada ella
al destino de los escondidos montes de su arroyo. .

Con su extinción se incorporaba a la leyenda de los más lejanos


antecesores viborenses, a las tradiciones antiguas de aquellos pueblos
y aquellos pagos; y a la historia coloniense y del Uruguay por ha-
ber sido centro de prístina e importante colonización. *«•

Referencias al capítulo que antecede

1.- AGN- Arch. judicial7 Adm. de Justicia- Correspondencia recilrda-


1846- Juzg, Letr, de 1* Inst. de Colonia- Años 1842-47.-
- 2.- ídem
' 3.- Dairault, 'Francisco L.- "En el Ejército del Gral, Rivera duran-
te la Guerra Grande".- Sgda Parte.- Apartado del Bol. Histórico
N^s. 171-74 del Estado M. del Ejército.
' 4-- E.M. del Ejército- Boletín Histórico N° 21-1941; pí. 106 y sgtes.
5.- AGN- Esc. Gob. y H.- N° 163- Foster, Don Enoch> por tie-
rras entre el Arroyo de las Víboras y Cañada del Sauce- fs*
16- 1835. (Ver Foster en Padrón de Higueritas, N? 32)
6.- Dairault, Francisco L.- o., eit., p. 91. . t
7,,.-. E.M. 'del' Ejército.- Bol. 'Histórico N? 21- 1941- p. 147.-'
• 8.- Paz, José María.- "Rivera y .lii montonera oriental".- Enciclo-
- ped;á Uruguaya- N° 13.- ."El Pueblo en" Armas".-

"" ' ^ fil —


Capítulo XVI

Higueritas y su Jurisdicción- Los pobladores.

Cuando nos referimos a la zona 'del título, comprendemos en


ella el.Pueblo de Higueritas y su zona de influencia; la que en
1824 aparece definida como "Costa del Uruguay, costa de las Ví-
'boras y Sauce hasta sus puntas" que se hallaba a cargo de un Co-
misionado y abarcaba terrenos de la antigua Estancia de Narbona,
poblada por poseedores de tierras que se extendían preferentemen-
te sobre los mencionados cursos de agua.

El Padrón de Higueritas es de 1836. Es el que tomamos como


base, colocando en orden alfabético sus 98 hogares registrados.
A la escueta información que proporciona le hemos agregado datos
del Padrón: "Cuaderno de las declaraciones tomadas al vecindario
de Víboras y Vacas" (1) que registró 47 hogares de la zona de' Hi-
gueretas. Al Padrón mayor, al de 1836 (2) hemos también sumado
datos de otras procedencias y de padrones diversos.

Departamento de la Colonia- Juzgado de Paz de Víboras- Padrón


de Higueritas.

1.- Francisco Armiza(?)- 35- Paraguay-Extranj. Solt-Labrador


Total 1

2.- D. Juan José Almada-36-Córdoba- Extranj.- Cas.- Peón


Jornalero " 2

3.- D. Miguel Alza-60- Oriental-Ciud.N- Solt-Labrador • " 1


i
Antiguo vecino que registró el Padrón de 1824 de "Polanco,
Flores y Chileno" (3) como oriental de 47 años, soltero labrador;
tenía .entonces en su hogar a Francisca: Oriental, 22, soltera y a Je-
rónimo Alza, huérfano de 16 años.- Cuando se hizo el Padrón Cí-
vico de VíBbras en 1830, le anotaron como de 68 años y que no
sabía leer.. (4)

— 62 —
En "Pueblo de chucaras de las Víboras", padrón .de mediados
de la década del 30 (5) aparece con 70 años, su sobrino Jerónimo
de 26 y el agregado de una familia recogida en su_ casa:
la de la viuda Baldomera Guzmán.- Don Miguel ocupaba terreno
de su propiedad que comprara a Gregorio Barrios, sobre el Víbo-
ras y el Polanco, con 3|4 de legua y lindero del propio Barrios
y de D. Juan Alza. .

Firmó el Acta"de! 26 de octubre de 1831.

A.-~ Francisca Alza- 30- Or. -solí.- 3 hijos- 2 hijas- Total 6.

5.- D. Juan Afea- 37- Or.- Ciud. Nat.- Cas.- Estanciero- '
2 hos. 4 has- •. . . '" ' 8.

Se trata de Juan.Fermín Alza. Él P. Cívico de Víboras de 1830


le asigna 32 años y añade que sabe escribir. En padrón posterior;
-posiblemente de 1833- (1) sabemos era casado con Juana Paula
Arroyo y que'sus hijos eran: Albertano Guadalupe de 6 años, Pe-
trona.de 12, Gregoria de 7 y Justa de 4 años en esa época. "Po-
•blado "en" los campos de "su padre D. Juan Gregorio Alza".-

ó.-' ' María Arenas* 36- Or.- Cas.-. 2 hijos- 2 hijas- Total '5.

7.- José Atarcón- 46- Mendoza- Ciud. L-"Cas- Peón Jor- - •-


nalero- - • , " 2.

8.- Patricio Barrasa- 34- Bs As- Solt.- Peón Jornalero- " 1.

9.- D. Manuel Baigorria- 52- Sía. Fe- Ciud. i- Cas.- Labr.-


1 'hija- * 3

Con el H° 589 lo registró, anteriormente, el Padrón Cívico dé


Víboras de 1830; confirma los datos^ y agrega que sabía escribir.

-Firmó el Acta del 26 de octubre de 1831.

-Era casado con Leonarda Nieto (hermana de la mujer de Fran-


cisco Hermosa) como él de 50 años, por 1833.- Sin hijos, adoptaron
una niña,'Catalina, entonces de 4-años.- 'Tenía Baigorria una Cha-
cra al S. de Higueritas, lindando al S. y O. con el Río Uruguay y
"2 solares en el Pueblo que se e5tá formando llamado las Higue-
ritas", solares linderos con Monioro, Cervino, Martínez, con la ba-
rranca del Río "con la capilla del Resguardo y con la Playa" (1)

-El campó de' Baigorria era de 6 cuadras sobre el Río Urugusy

— 63 —
LOS 76 VECINOS
CAMPESTRES.
DE 1802

ESJALA - I / 100. 000


NOTA: EL NO 12 NOEXI
As
v«ft
y 6 de fondo, en Punía Gorda; pobló con licencia, del Presbítero
Torres de Leyva del 17 d e ' e n e r o de 1830.- Leonarda Nielo, con
la firma de su marido vendió la "acción y derecho" a José María
Segóvia y éste a Agustín Almeida, ambas operaciones el 2 de di-
ciembre de 1834. (6)

10.- Bautista Bomthier.- 40- Holanda- .Extranj.- Cas- Labr


y 2Ha-

li.- Mariano Bargas.- 45- E. Ríos-Cíud-L.Cas- Labr- 3 hijas 5


-En 1831 fue de los firmantes del Acta del 26 de octubre.
-Otro Padrón, anterior a 1835, (5) nos dice que entonces
era de 38 años, casado con María Cruz de 36 y de ocupa-,
ción estanciero. Con 3 hijos: Cípriana de 7 años de
edad, Macaría de 10 y María de 1 año.- Poblaba en
campos de la Calera que "está en litis". Obviamente
se referiría a la C. de _Camacho.
\
12.- Domingo Bercechu.- 60- Or.--Ciud-N. Cas. Labr.- 1 hijo
y 3 hijas- 6.
Con seguridad que se trata de Domingo Berche a
quien encontramos en Padrón anterior (1) de 62 años,
casado con María González de 50 años. Tenían enton-
ces una hija de 26, Lorenza; poblaba suerte de chacra
lindando por el N. con Mariano Alza, por el E. con la
Can. del Ramblón, por el 5. ídem y por el O. con A1? del
- -Sauce.

13.- Mariano Batalla.- 37- Bs. As.- Ciud. L-Cas.- Peón Jorna-
lero- 1 hijo- • 3

14.- D. Maximiliano Vaso a Ido -40- Sta. Fe- Ciud. L- Labr.-


3, hijos- '• 5.
i
15.- D. Juan'Blanco.- 26- Bs. As.- Extranjero- Cas- Labr.- 1
hijo' Total 3.

16.- Juan Baca (?).- 36- Escocia. Extranjero- Cas.- 1 hijo-


1 hija . . . 3.
(En éste Padrón el nombre no aparece claro) •.

17.- D. José Calixto Bargas.- 58- Paraguay- Extranjero- Cas.- '


(
P. Jorn. . ' 2 .

18.- D. María Juana Casas.- 55- Corrientes- Viuda- 1 hijo-

2 hijas- . . 4.

19.- D. Manuel Calzada- 36- Corrt.- Extranj.- Cas- P. Jorn.-

- 64 —
1 hijo- . • ' 3.

20.- D. Lino Cruz- 34- Bs. As'.T Ciud. ,L- L a b r . - l hijo -2, hijas 5.

21.- D. Pedro .Cavia y Caviedes- 55- Bs. As.- £migrado : Cas.-


Estanciero-. 3.

22.- Ignacia Caballero.- 45- Or.- Vda.- 1 hijo- 4 hijas- " 6.


Por 1833(1) figura en el Padrón como Inocencia Caba- - '
Mero, Vda. de 40 años de edad y con 6 hijos: Isidoro de
29 años. Pablo d e l 9 . Presentada de 20, Paula ds 12,
Rufina de 7, y Damacia de 5. En suerte de chacra lin-
dando ai N. con el A ? -Sauce, al E. con. José Vera, al1'S.
•"- con baldío y al O. con Carlos Rodríguez.

23.- Mariano Candaó- 46- Paraguay-- Ciud, L - ' Cas.- P. Jorn.-


1 ho y, 3 ha. . ¿ ' 6.

24.- D. Antonio Corrales- 50-' España- Ciud. L- Cas. Comerció- . 2.


De los primeros comerciantes pobladores en la década
del 30 como ya mencionamos..
En 3 de setiembre de 1835, con varios vecinos; se pre-
sentó solicitando para adquirir un sobrante de terreno
comprometiéndose a donarlo después para ejido de
, Higueritas. (7) '. ..

25.- Toribio Chasarreta- 50- Or.-' Ciud. N.- Vdo- P. Jorn.-


3 hijos- 2 hijas- 6.

26.- Manuel de Castro- 32-. España- Extranjero- Solt.- Labr. 1.

27.- Matías Espineira- 50- España- Ciud. L- Solí.- P. Jorn-- • 1.


En el Padrón de Carmelo' de 1823(8) se halla regis-
trado con 30 . años de edad, ' hacendado, junto a
Liboria Troncoso de Santa Fe y una hija, también .
santafecina, Magdalena de 4 años.

28.- D. Luis Fernández- 35- Bs.As.- Ciud. L. Solt.- Abaste- 1.


cedor- - ' "

29.- D. Pilar Fernández- 45- Or. Vda- 2 hijos- 7 hijas- 10.


"Era viuda de José Venancio Sosa de quien el Pa-
drón Cívico de Víboras de 1830, ríos' informa er&
. de 43 años, oriental, casado, labrador y no sabía
escribir. '

Por"1833, tenían 7 hijos: Juan León de 10 años,


Pedro Pablo ue- 5, María de 18, Severa de 20,
Tomasa de 12, Hilaria de 8 y Claudia de 3 años.-
Pobiaron una suerte de chacra sobre las costas del
Uruguay y A 9 Sauce, lindando al • E. con Francisco
Sosa y al S. con terreno baldío.-(1) .
D. Pilar hizo la misma gestión que A. Corrales por
terrenos (7) . .

30. Luciano Ferreyra.- 32- Bs.As.- Ciud. . L- Cas.- P. Jor-


nalero- " . Total 2.

31. José Fernández.-. 45- Paraguay- Ciud. L-'P. Jornalero- 2.

32.- Enoch Foster.-, 64- Escocia- Extrj.- Estañe- 3 hos- 4 has.- 9.


Está equivocado el Padrón al omitir la calidad de
ciudadano legal que figura en el P. Cívico de Víboras
de 1830, donde tiene el nombre de Jones Foster y
45 años.

-En Padrón anterior a este. de Higueritas, era de 50


años, labrador, c.c. Mercedes Nieto de 45. Tenían •
entonces 6 hijos: Guillermo de 22, Alejandro de 20,
Hiño de 10, Tomás de 6, Mercedes de 16 y Ana de 4.
Poblada medía suerte de estancia en el campo de la •
Calera de Camacho líndando-'al Ñ. con baldío,, .al E.
con Agustín Vera, al S. con el A 9 de las Víboras y .
a l ' O . con la Calera. Declaró entonces 200 vacunos,
20 caballos, 12 bueyes, 50 yeguas, 800 ovejas, 2
carretas, un arado. (I).- También aparece Foster en
un documento gráfico en 1833; en e! plano qué en
ese año levantó el Agr. Juan Christison de "los terre-
nos que fueron del "finado Dr. Melchor Albín. . . . "
con motivo del conocido litigio por las tierras que 'le
fueron expropiadas. Foster se hallaba en . la ubicación
arriba citada. Ya nos hemos ocupada de este vecino,
suegro de Feo. Me. Dona Id.

33.- Juan Ford.- 33- Inglaterra- Extranjero- Solt.- Labr.- 1.

34.- D. Santiago Gadea: 43- Or. Ciud. N- Cas- Mayor Com 9


de Poikía- Partida .de Policía
Como autoridad policial encabezó este Padrón quien
tenía el muy legítimo honor de ser uno de los Cruza-
dos del 19 de abril .de 1825. Su presencia en Higueri-
tas era circunstancial;' en el total1 de "personas en .la

- 66.—
casa" se menciona solamente la Partida Policial. Per-
tenecía al Departamento de Soriano donde había na-
cido el 25 de julio de 1794. En mayo de 1837 ya Ga- •
dea no estaría en Higueritas pues el Presidente Oribe
lo había destinado a la Comandancia de Guardias Na-
cionales de Maldonado. Falleció en 1849, sirviendo en
filas oribisías, en el campo sitiador de Montevideo. (9). .

35.- D. José García.- 48- España- Extranjero- Cas.- Comercio- Total 1,

36.- D. Manuel Godoy.- 45- Corrt.- Ciud. L- Cas.- P. Jorn.-


1 ho.- 2 ha. . 5.

Estaría en el Pueblo ya que fue de los vecinos que


gestionó un sobrante de terreno.' (7)

37.- Salvador González.- 36- E.; Ríos- Extranj.- Cas.- P. Jorn.


2 ho.- 3 ha. ' .' 7.

Por 1833 (1) aparece como casado con Gabriela Mal- .


donado de 33 años; tenían entonces 4 hijos de los que
se mencionan solar-nenie a Donata de 7 años y José- 1 .
fa de 6. En solar de propiedad pública de 100 varas . •
cuadradas avaluado e n . 25 pesos.

38.- Baldomera Guzmán.- 42- Vda.- lp hijo- 5 hijas. . 7.


Estuvo casada con José Moreira o Noviega de 50 años,
labrador; datos de Padrón de 1824 (3).- En otro pos-
terior registro (5) aparece la familila de. B. Guzmán
como "recogida" en casa de D. Miguel Alza.- Dos de
sus hijos,los anotados en 1824, fueron Nicolás y An-
drea, entonces de 9 y 3 años de edad respectivamente.

39.- D. José Gordon.- 29- Bs. As.- Ciud. L- Cas.- Labr. 2.


Casado con Juana Bermúdez, tres años menor que él, . ...
y sin hijos lo registró un Padrón anterior. (.1) Poblaba.. ,
en una suerte de chacra de propiedad pública avalua-
da en 16 pesos que lindaba por el N, con Juana No-
tario; por el E. con D. Gabriel Bermúdez; por el • S. j .
. con "las Higueritas" y por el O. con el Río Uruguay.-
Tarnbién hizo Gordon' gestión por un sobrante d e ,
terreno (7).

40.- D. Mercedes Gasto lumen di- 50- Vda.- 2 hijos- 3.

— 67 —
41.- D. Juan Tomás Gaona.- 34- Bs. As.- Ciud: .L- Casi-.'-.-

Abastecedor- 2 hijos- - .Total.'-' 4.

42.- D. María Juliana Herrera.- óO- Or.- Vda.- 2 hijos- ./ 3.

43.- D. Francisco Hermosa.- 44- Paraguay- Ciud. L, Cas.-


Estanc- 5 ho. 2 'ha- 9.

Registro censal anterior dice era casado con Bernarda


Nieto entonces de 42 años.- Basilio de 11, Mariano . .
•* de 10, Juan de 7, Agustín de 3, José de 2, y Segun-
da de 5 años eran los hijos.-
En sitio de 20 varas por 10, lindando con Arenas,
Mercedes Reyes y la, plaza en el Pueblo de Víboras.-
Ganado 500 cabezas, 20 caballos, 6 bueyes, 150 ove-
jas, 50 yeguas.- (5)

Hermosa era hijo de José Ignacio Hermosa y Juana


María Ferreyra, paraguayos. Bernarda Nieto era hija.
de' Vicente Nieto y María Elisia Ledesma; nieta de
Pedro Nieto, Francisca Lámar, Leandro Ledesma y
. Polonia de Castro.- • Fueron padres de 12 hi¡os. Entre
ellos: 'Basilio que casó -con Catalina Farías; Mariano
con María Larragoitía,- Agapito' con Margarita Clark
Parella; Segunda con José Gallardo; Petrona Celestina,
con Pedro .Bazan; Petrona Remedios que casóse 2
veces: con Francisco' Pons y con Santiago Vico.- Leo- .
narda. Nieto que ya vimos casada con Manuel Baigo-
rrfa-; era" : hermana' de Bernarda.- Hermosa fue Alcalde
de-las Víboras'en 1823 y 1822.-

44.- Antonio Hernández.- 36- París- Ciud. L- Solt.- Comercio.- 1.


• • • •• •- i '

45.- Domingo Irrázabal.- 25- Bs.As.-. Ciud. L- Cas.- Cabo de


Policía- 1 ho.- - . . . , . . j 3.

46.- D. Ántolín Illescas.- 40- Or. Ciúd.' N- Vdo- Estanciero-..


.4 hijas- ••• • " . ; • . • • . . 5 .

En' 1824 con 24- años dé edad,- estaba casado-con '-


Micaela Barrios entonces de 23, oriental. Tenían 3 .
hijos: Escolástica de 5 años, Rita de 4, y Domingo de
3 meses.- (3) ' " -. ' -V , ,.._

— 68 — -
• •-• En-.1830;.ya viudo, hacendado, de 36 años que sabía
escribir, lo registró el Padrón Cívico de Víboras "de '
ése año.- - .„••

47.- D. Pedro Lara.- 38. Catamarca- Ciud. L- Cas- P. Jorn-


3 hijos. ' lí . ' . , • Total 5.

Como "chileno" es registrado en 1830. (4)- Con 32


años de edad, labrador, sabe leer.-

48.- Domingo Mam vi lie (?).- 50-. Corrientes- Extranj.- Cas-


-Labr. 1 hijo. '-. , - 9.

49.- D. Bruno Marín.- 40- San Juan- Ciud. 1- Cas- Labr- 2 " •
hijos 1 hija. ' ' ' • • ." ".- 5."

50.-D. . Joaquín Mederos.- 36- Portugal- Ciud. L- Cas- P/


Jorn- 1 hijo- 5 hijas- ' - ' /:" .8

En el Padrón "Cuadernos. . . " (1) se encuentra a Mev


deros con 32 años casado c. Leonarda. García de 30.-
Hijos: Juana Josefa .de -10, Mauricio María de 5 añps.-
Poblada en una'suerte de chacra que lindaba al N._
con Valentín Gómez, al E. con Juana Notario, al,,S.
:
3 con terreno baldío y al O. con el Río Uruguay.- Su """•
hacienda era de 2 ranchos como población y 40 va-
cunos, 50 ovejas, 6 caballos.- Fue también de los ve-
cinos que solicitó sobrante de terreno. (7) :: -

51.- Rudeeindo Moreira.- 28- Bs.As. Ciud- 1- Cas- P." Jorn- . * " 3.
1 hijo- • . " - • .

También es el Padrón " C u a d e r n o . . . " el que aporta- •'-•


otros datos. (1) ' ., • . . .

Casó Moreira c. Margarita López, 3 años menor que •


el marido. " ' -_
Tenían 1 hijo: Pedro de-6 años;- En chacra'de propie- ,
dad pública lindando al N. "con D. Silvério" que ;
suponemos es Silverio Giménez; al E..con terreno bal- •
dio, al S. "lá viuda Victoria" y al O. con el-Río'Uru-
guay.- Hizo también solicitud de sobrante de tierra. (7) ,•

52.- Luis Meléndei.- 20- Or.- Ciud. N- Cas- P. Jorn- 1 hija - 3.

. — 69 — -
53.- José Merlo.- 38- Corrientes- Ciud. ! - cas.- Peón Jornalero. Tota) 2.

Fue de los firmantes del Acta del 26 de octubre


de 1831. En Padrón anterior (1) consta su matrimo-
nio con Juana López que era cuatro años menor.
'""Sin hijos entonces. Poblaban en chacra de propiedad
. pública y -entre otros bienes- tenía 100 ovejas, ó
bueyes y 4 caballos.-

54.- D. .Miguel Moyano.- 30- Or.- Ciud. N- Cas- Comercio-


2 hijos- 1 hija . . - 5.
También gestionó ante el Juez,. el 3 de Setiembre
de 1835, comprar sobrante de terreno- que luego
donarían para ejido de Higueritas.- (7)

Moyano se hallaba establecido -con saladero en "un


• • pequeño terreno que allí ocupo con un establecimiento
que importa mi fortuna y l a / d e . mi familia"; campo
que se adjudicó a Jossué Bond el 10 de noviembre
de 1835, motivando la protesta de Moyano. La inter-
vención ' de la "Comisión encargada del arreglo de
las tierras en el Departamento de Colonia" -solucionó
el diferendo. flO) Moyano definía su ubicación geo- .
gráfica como "afincado en los pozos llamados de Ca-'
macho".- El campo adjudicado a Bond- media legua
cuadrada, lindando con Luis Torres, el Uruguay y el
A? Víboras- también incluía a otros ocupantes: Enoch
Foster y Pedro Villalba.-

55.- Juana Menéndez.- 56- Or.- Casada- 1 hijo- 3 hijas- • 5.

56." Francisco Mayorca.- 36- Or- Ciud. N- Cas- Labr- 2 hijos-


2 hijas- ' 6.
57.- D. Jaírrca Montoro.- 44- Or- Ciud. N-. Cas- Comercio-.
1 hijo- 1 hija- i ' Total 4.

- Nos parece que. el Padrón le hubiera hecho justicia


a este vecino_ de Higueritas si lo hubiera inscrito con
la profesión de soldado que siempre- ejerció y en la
que -murió. . • .

El Padrón inmediatamente , anterior f l ) nos dice era


• 'casado con Margarita Selva, argentina, de 26 años de

— 70 _
.„ edad. El hijo Jaime tenía entonces 2 años. En síi'-cb- '
mercio tenía un capital en giro de 700 pesos; 3 ran-
chos con 6 piezas avaluadas • en 250. En la misma
cantidad se'estimó el valor de un "criado" (quesería
esclavo) . y que con 2 dependientes y 2 sirvientas
llenaban las tareas de servicio. Ocupaba un solar de
50 varas por 50, tasado en 16 pesos. Lindando:
al N. con Antonio Villalba, al E. con Manuel Baígo-
rria, y' al S. y al Ó. con el Río Uruguay.-

L No coinciden sus biógrafos en Id fecha de la iniciación


militar de Montero, pero- lo cierto és que actuó en
el Ejército en Operaciones" contra Brasil y participó
.de la gloria de Ituzaingó. Separado en 1828 del
servicio activo, pasó a .la Argentina donde actuó-
según el historiador Yaben(ll)- en 1829, a las órde-
nes, del Gral. Lavalle contra los federales. En setiem-
bre de' ese' año, como muchos partidarios de ese-
General, pasó", al Uruguay, declarado "fuera de ser-
vicio" el 1 ? dé octubre. Suponemos que. fue .ésta la
época "'de su radicación en Nigüentas. Desde este
Puerto'saldrá para" reunirse nuevamente a Lavalie en
julio de 1839.- EÍ" historiador citado nos dice de su
actuación a órdenes de Olavarría, en la -victoria de
Yerúa' sobre el Gobernador Zapata; en la vanguardia
de Lavalle en el triunfo sobre Servando Gómez y. en,
el Cómbate de! pmbú.- El año 1840 encuentra t a
Montoro en filas federales y su actuación en la Gue- .
rra Grande será en las fuerzas oribistas. Combatien-
do por ellas es herido en el sitio 'de Montevideo, el
20 de agosto del 1843 én encuentro contra León, de,,
Palleja. '' *.',."

El 27 de mayo de 1846 el-avance de Rivera lo desa-


loja del Pueblo de las Víboras; vuelve a ser derrotado'
el 9 de junio en el Arenal Grande.- Caidc el ' Pueblo
de Mercedes, - el 14 de ¡unió, alcanzado Montoro en
el cruce del Río Negro, halla la muerte cuando'inten-
taba la marcha, en retirada hacia el Norte.- Muy signi-
ficativas • son las .palabras del .historiador, Yaben:
"También halló la muerte, de los valientes su segun-
do, el teniente .coronel Moranchel". - * •
5S.- D. Joan Apóstol Martínez.- 48- Or.- Ciud. N- Cás-

„ -,. TI • ; •
Comercio ' . Total

Ya vimos que se encontró entre los primeros pobla-


dores.- Del Gral, Martínez también podemos decir que
su actividad comercial, como su radicación fueron cir-
cunstanciales; solamente una pausa en la actividad
guerrera de este excepcional soldado.
En "Biografías argentinas y sudamericanas" su autor,
Jacinto R.-Yaben, sostiene que Martínez era argentino,
nacido en Santa Fe el 10 de junio de 1783.-rPadres:
Rafael Martínez,, natural de Málaga y Josefa Ignacia
Muñoz, de Montevideo. También afirma que era solté
ro en oposición a lo que expresa el Padrón.-
Se inicia combatiendo contra él invasor inglés y, en
1811, ya a órdenes de Artigas interviene en Las Pie-
dras.- Estará luego en el Cerritq en 18J2.- El año 17
le encuentra con San Martín. En Chacabuco es Capitán.-
Está presente en la campaña de Chile; interviene en
Cancha Rayada, Maipo, campaña del Perú, campaña1
de los Puertos Intermedios.. . El año 24 vuelve a
Buenos Aires. Abandona la caballería para embarcarse
en la escuadra de guerra. En enero de 1827 es Jefe-
de Martín García. Asiste con el Alm. Brown al Comba-
te del Juncal como también al Combate de los Pozos.
Le vemos luego con Lavalle el 9 de diciembre de 1828
en Navarro; sigue con el vencedor en la lucha contra
los caudillos Rosas y López y está en Puente de Már-
quez'el 26 de abril de 1829.- Según Yaben, de quién
tomamos esta información, el Gral. Martínez emigró al
Uruguay en octubre de 1830 y con Lavalle intervino
en e! intento fracasado de colocar a López Jordán
en el gobierno de Entre Ríos. Sería por esta época
su radicación en Hígueritas. En 1836 está con Rivera
luchando contra Oribe. En 1838, luego de Palmar, su
Jefe lo designa Comandante Militar de Higuentas y
Jefe de su Receptoría.

El 19 de abril de 1842 el General Juan Apóstol Mar-


tínez cayó prisionero de la vanguardia del Ejército
de Oribe, en Colastiné, 8 leguas al norte de Santa
Fe, "El general Martínez permaneció preso de Oribe,
su amigo íntimo de la infancia, hasta el día siguiente,
20, en que aquel lo mandó degollar..." (11)

— 72 —
59.- Alejandro Mac Vicar.-' 36- Inglaterra- *Ciudh L-"Cas- P.
Jorn-1 ho-5 ha- ' '•**''• ' 8 .

Completamos esta información con la del Padrón ante-' *''


rior' O) donde se le llamó "Mabdicar", labrador;- 34
. años, casado con Elena Masfel de 32 años. Tenían "4-hi-
los: Ana de 10' años-dé' edad; Carmelo de 6, Elena "dé •
3, y Margarita de un año.- Poblaba una-suerte de cha-
cra de 5 cuadras de frente y 8 de fondo que lindaba:
al N. con el A1? Sauce, al E. con |Bera, al S; con terre-
no baldío y' al O.- con la Calera de Camácho.1 (1) •
Hizo también- solicitud de sobrante' de tierra (7).

60.- Juan Bautista Marmoria.- 38-Paraguay-Ciud L -Cas-Lab- 2


hijos- • ' ' ' . ' 4

Ya se ocupó de Marmoria el Padrón Cívico del ".30 (4)


donde lo nombran "Marmorra".- Entonces "no sabe es-
cribir".- , - •

El 26 de octubre r de 1831 firmó el Acta'del Ps Torres de


Leyva.- Por. el Padrón "Cuadernos . . ' . " (l)'sabemos
er& casado con María Eduarda Nieto de 23 años y , t e -
nían- una "hija, María Gregoria, cuya edad no se registró
en el Padrón. Poblaban una suerte de chacra dé 4 cua-
dras en cuadro de propiedad' pública, limitando: al
N; con Andrés Cacares, al E. con la Laguna del Ceibal,
al S. con el Río Uruguay y al Q. con la Laguna de la ,
Tortuga. Marmoria hizo la misma gestión por sobran-
te de tierras que Mac Vicar. (7)'. . ' : . . . . •

61.- Apolinario Meléndez.- 35-Or.-Ciud. N- Cas.- ' 2


Aparece también en el Padrón Cívico d e t Víboras' (4)
con 22 años (?) y como hacendado que "sabe escribir"
Fue registrado como Menéndez.- Tendría solar en .el P u e -
blo de Higueritas pues• aparece como Hndero^de . Luis..
Torres.- . . ^ \

• 62.- Bernardo Nuñez.- 40-Paraguay-Ciud L-Cas-PJorn- 2 hijos _';


-2 hijas- • ' "6
63.- Ricardo Núñez.- 34- Or.- Ciud N- solt.- Peón Jornalero- 1.

:
64.-, José Pjeda.- 40- Bs. As.- Ciud L- Cas-'Labr- 1 hijo- 2 hijas 5.

65.- D. Ciriaco Oliver.- 36- Bs. As.- Ciud L- Slt- Estanciero- 2


%
esclavos- • ;._ . , •;" . 3

— 73 — \
66.- D. Francisco Orsini.- 45- Italia- Extranj.- solt- Comer- 1
hijo— 1 esclavo , . 3

' Estos datos del hogar de Orsini no coinciden con los


querecogió el Padrón anterior (1). Allí figura como ne-
gociante, de 43 años de edad, casado con Presentada '
AAartins de 22 años y con dos hijos: José de 2 años y
Francisco de 1- año.-

Se hallaba entonces "poblado en las Igtas" (Vale decir


en el pueblo) en un sitio de 15 varas de frente y-25
de fondo de propiedad pública avaluado en 10 pesos
y donado por el Alcaide de Distrito:- Su capital de
giro era de 400 pesos y empleaba "un dependiente".
Los ranchos que eran dos, con cinco piezas, se estima- ,
ron en'20 pesos.

67.- D. Antonio Pereira.- 56- Córdoba- Ciud- L- Cas- Labr- 1 hi-


jo- 5 hijas . - 8.

Casado con María Salinas, figuran en el Padrón an-


terior (1) con 50 y'40 años respectivamente.- Entonces
con 5 hijos: Miguel Jerónimo de 5 años, Gracia de 19,
Petrona de 4, Desideria de 3 y Margarita "de 2 años.-
Poblaba en el "campo que ocupa D. Maní. Baigorria"
dato que se confirma cuando la esposa de éste vendió
" la "acción y derecho".- (ó)

68.- Lorenzo Pastrana.- 35- Or Ciud N- Cas- P- Jorn- 2 hijos 4.

69.- P anta león 'Paredes.- 42- Paraguay: Ciud. L- Ca&-


Labr- 2 hijos- 1 hija- " 5

En Padrón anterior de Víboras (5) aparece el hogar


• de Paredes con diferencias sensibles en las edades.-
Edad de 57 años, labrador, casado con María Agüe-
: ro.de 4ó. Hijos: Pedro de 12 anos, Pascual de 9 y
i Micaela de 16 años.-

70.- • Mariano Pásfrana.- 35- Or.'- Ciud N- Cas- P. Jorn-


1 hijo • • 3
í
En Padrón anterior (1) fueron registrados Mariano con
27 años y su esposa, Joaquina Menéndez, con 35.-
Los hijos eran: . Frailan de 19 años, Joaquina de 12
y Micaela Jerónima de 7; edades que estarían indi-
cando nacimientos anteriores'' a la formación de la

— 74 ^-
pareja o error de empadronamiento.- Poblaban un
terreno'de media legua de frente y medía de-fondo,
lindando: al N. con el A? del Sauce, al E. con cam-
pos del finado Barrios, al S. et A"? del Ramblon y al
O. el A? del Sauce.-

71.- D. Mariano Pon.- 43- Bs. As:- Emigrado- Cas- Mozo


de billar- 2.

72.- D. Manuel ¿Quirós?.- 35- Paraguay- Extranjero- Cas-


P. Jornalero- . ' 2.

73.- D. Juan de la Cruz Rondan.- 46- Bs. As> Emigrado-


Cas- Labr- • . ; 2.
i

74.- D. María Rivero.- 25- Entre Ríos- Vda- 5 hijos- 2 hijas- &,

75.- D. María Ramona Rodríguez.- ¿54?- Corrientes- Vda.-


1 hija- • 2.
En Padrón anterior (1) aparece con 50 años y 3 hijos:

Cándido Díaz de 22, Manuel de 9 y Juana de 15


años.- En solar de 100-varas cuadradas de propiedad
avaluado en 25 pesos.-

76.- D. Juana Rocha.- 56- Or.- Vda- Estanciera- 1 hijo- 2¡


hijas- 1 esclavo-

D. Juana Rocha era viuda de José Gabriel Bermúdez,


matrimonio empadronado antenbrmente, con 40 y
50 años de edad respectivamente; con tres hijos: Pío
de 18, Rosalía de 15 y Manuela de 7. Poblaban enton-
ces "estanzuela de media legua de fondo y 15 cua-
dras de frente" de "propiedad pública".- Lindando al
N. con el A? Sauce, al E. con la Cañada Ancha, al S.
con los Cerrillos y al O. con la Cañada de los Cerri-
llos <1).-

77.- D. Micaela Ríos.- 54- Bs. As ; - Vda- 5 hijos- 1 hija-

78.- Fermín Reinoso.- '40- ..Santa Fe- Ciud L- Vdo- Peón Jor-
nalero

79.- Agustín Reinoso.- 28- Santa Fe- Ciud L- Cas- Peón Jorn-
1 hijo-

- 75 - . '
80.- D. Juan Rodríguez.- 48- España- Ciud L- Cas- P. Jorn-

1 hijo- 1 hija- ' 4.

81.- Carlos Rodríguez.- 49- Or.- Cíudu N- Cas- Labr.- • 2:

82.- Manuel Roldan.- 55- Santiago- Ciud L- Cas- P. Jorn- 4


hijos- 2 hijas- . 8.
_\ Procedente de la zona de Vacas, lo registró el Padrón
de Carmelo de 1823, como labrador, de 40 años, jun-
to a Rosa Menéndez de 28, con los hijos: José de 14
años, Faustina de 11, Soyla Nieves de 8 y Francisco
de 2 (12).
Siempre en Vacas, en Padrón de-1832 posiblemente, fue
empadronado con 66 años, labrador, casado oon Rosa
Menéndez de 33 y los hijos: Elois de 15, Francisco de 8,
Bruno de 6, Faustina de 18 y Andrea de 3 años (13).

83 - Pío Rodríguez.- 26- Or.- Ciud N- Cas- Labr- 1 hijo- 1 hija. 4


84.- D. Bernardo Ríchardson.- 34- Inglaterra- Ciud L- Comer-
cio- 1 hij?- y T esclava 4.
En Padrón anterior figura como primer nombre Eduar
do; y casado con Gregoria Rodríguez, entonces de 26.
Todavía no tenían hijos- Su profesión era la de pana-
dero y nos preguntamos si. no habrá sido el primero '
en ese ramo en Higueritas.- Tenía para su servicio un
peón y una sirvienta (quizá la esclava del presente Pa-
drón-) Su capital de giro era de 300 pesos y poseía
2 ranchos con 3 piezas avaluados en 100 pesos.- Es-
taba poblado en terreno de 25 varas por 25 Mmit-a
do: al N. por Manuel Baigorria, al E. por José Sán-
chez, al S. por la Plaza y por el O. por la calle (1).-

85.- D. Ángel Silva.- 50- Bs: As:- Ciud L- Cas- Labr- 1 hijo-
1 hija- . 4.
Este vecino también hizo solicitud para adquirir sobran-
te de terreno (7).-

86.- Silvestre Sarmiento.- 35- Córdoba- Ciud L- Cas- Peón


Jornalero- - 1-
Tambjén fue ceVisado en fecha anterior, con 29 años,
casado con Gregoria Almada de 29. No tenían hijos.- .
Poblaban un solar de 50 varas cuadradas de propiedad
pública, avaluado en 20 pesos. En la misma cantidad
se estimó el valor del rancho. Sarmiento era lindero de
Luis Torres (1).-
87.- D.. Pedro Siíva.- 36- Portugal-. Ciud L- Cas- P: .-Jorn-
3, hijas- total . . / \ "••, ' - 5:
En el Padrón Cívico, en 1830: 26 años, portugués;-sa-;.
be .escribir, labrador'(4). ; -.' . > : * . ' : . '.•".. , -'
Es muy posible se trate del mismo Pedro Silva, estaña"
aero de 27 años, casado con María Martins de 25 que. . •
figuraren Padrón'de fecha anterior; en éste constan1 2
hijos: Mercedes de 3 años y Elodia de uno/ Se;1 halla-~Y
ba entonces en tierras de propiedad pública, ;respectó' '
a las cuáles presentó un documento expedido por e'l
' Juez de Paz de Víboras, de fecha 29 de setiembre de ' ' ' •
;:
1 8 3 2 ( 1 ) . '"• •' /'• •'•• ' ? * ' • ' ' •:. • _ '

88.- Daniel Smelt.- 40-'Alemania- Extranjero- Cas- Labrador- . 2.

89.- Manuel. Silva.- 50- Chile- Cas- 1 h"¡¡í>''2 hijas- • " 5.

90,- Basilio Soria.. 30- ~Bs. As. Casado'- , . , ' *"• t,2.
En el Padrón de Carmelo de 1823.(12) hemos éncon-• ••
tra'do a. un Basilio Soria que debe ser el mismo. Enton- ,
ees: oriental (?) de 18 años, integraba el hogar dé M a - . / \
' nuel Soria (americano- 58- labrador) y de -Manuela -.
Morales (Buenos Aires-45) .que . serían sus padres.
Tenía en esa fecha 2 hermanos: Manuela.de 12 años --
y Josefa de . 11. - ' . " ¡\ \.

91.- Juan Sepeda.- 45- Santiago. Cas. Peón- Jornalero." • 2.

92.- Luis Torres.- 42- Bs. As./.Ciud L V 9alt- Estanciero- .1


.hijo . _ . 2.
En Padrón Cívico del 3 0 : i 4 0 años- Bs. As.- sabe, es-
cribir .y comercio. (4) Según, el Padr'ón ."Cuader-._
n o s . . . " giraba un capital de 800 pesos y era" uno
de,los .que-poseían la tierra en propiedad:-media suer- -' . :
te de"-estancia que comprara en ¡ulio'de 1829, en '"* • --•
225 pesos,' a. Petrona-y" Jerónimo'Alza,- herederos de • "•' -
' D. Gregorio Alza. • '. * ' . . 1-

Lindaba la estancia por ©! N. con D. Gregorio, por


el E. con terrenos de la.niisma testamentaría, por el
S. con el A? de las Víboras y por el O. con la Calera
de Camacho.- •" - ' . • •'.'-,,•

Poseía también Torres un solar de propiedad pública . -


de -^50 por 100 varas avaluado en- 32' pesos. Lindaba- . '.".."
ese terreno al N. con tierras baldías, al E. con Apoli- • •
nario -Meléndez, él S. con Sarmiento y al O. con el
Río Uruguay.- (1)

. 93.- Marcilina Vera.- 22- Oriental- «bífera- 2 hijtois- 1


hija-. • 4,

. . Independizada del hogar de Agustín Vera, vecino ya


registrado en 1821 en la relación de hacendados (14).- •
• En el Padrón de Carmelo de 1823 (12) encontramos
a María Marcilina de 14" años en el hogar de Agustín
. Vera, viudo.- En Padrón posterior volvemos a en-
contrar a esta familia cuando Marcilina o María Mar-
cilina tenía 18 años; en suerte de chacra en campos
de la Calera de Camacho, lindando al N. con Fosteri.
• 'a\ E. con Pedro Calatayud, al S. con el A? de las Ví-
;v boras y al O. con el Río Uruguay. Hermanos de Mar-
ciiina: José Mateo de 1'4 años, Polinario dé 13, l u -
ciano de 11, Lorenzo de 7, Fortunato de 13 y María
de 12.- ( I ) " - -
En 1830 el Padrón Cívico (4) registró a Agustín Vera
de 35 años, paraguayo, viudo y labrador que "sabe
escribir".-

94.- D. José Vera.- 50- Paraguay- Ciud t- Cas- Estanciero-


' ] hijo- 1 hija- • 4.
En 1823 ya-estaba en el Partido según se desprende
dé una comunicación del Alcalde Francisco Hermosa.
(15)- \
En 1830 lo registró el Padrón Cívico y nos agregó la
información de qué sabía leer. 4.

En 1833 el Padrón " C u a d e r n o . . . " lo anotó como sol-


tero y-con un Ahijado: Román.- Poblaba entonces suer-
te de estancia de propiedad pública de una legua de
frente y una legua y media de fondo, sobre el A°
Sauce, avaluada en 250 pesos. Lindaba por el N. con
el arroyo, por el E. con la Cañada Ramblon, por el S.
con la Cuchilla Real y por el O. con-Carlos Rodríguez
Algunas cifras de su hacienda: 300 vacunos, 300 ye-
guas, 100 ovejas, ó bueyes, 12 caballos.- (1)

95.- Severo Villalva.- 22 Or. Ciud N- Cas- Labrador- 2.

9 6 . - , Manuel Virgen. (?).- 40- Portugal- Extranj- Cas- Zapa-


tero- 2 hijos- 2 hijas- 6.

97.-D. José Ximénes.- 46- España- Ciud i- Cas- Labr- 1 hijo-


3 hijas- 6.

• • • — 78 —
En Padrón anterior, con 40 años, figura casado con
María Nieves de la misma edad.- Entonces con tres
hijos: Polonio de 1 mes de edad, Antonina de 4 años
y María de dos años.- Poblaba terreno de propiedad
pública sobre la costa del A? Sauce.- (1)

98.- D. Silverio Ximénes.- 40- Paraguay- Ciud L- Cas- Labr-


3 hijos- 4 hijas-
Firmante del Acta del 26 de octubre de 1831.- Era
casado con Juana Petrona González y los hijos eran:
Paulina de 8 años, José Asencio de 6, José Tomás de
4, Petróna de 13, y Eugenia de 1 año, cuando ios re-
gistró el Padrón "Cuaderno..." de 1833 aproxima-
damente. Tenían una suerte de chacra, un rancho y
una chalana.- Linderos: por el N. Gabriel Bermudez,
por el s. Rudecindo Moreira y por el O. Gaspar Ga-
ray.- (1) También Ximénes hizo ta gestión ya mencio-
nada, con otros vecinos, para adquirir sobrante de te-
rreno. (7)

79
LO QUE NOS DICE EL PADRÓN QUE ANTECEDE

Repetimos que el Padrón que acabamos de ver- con informa-


ción que hemos agregado en muchos de los 98 hogares censados
corresponde a una juridicción a cargo de Comisionado en 1824 (ló)

Con respecto al Pueblo de Higueritas- ya entonces Nueva Pal-


mira- podemos estimar en más de 20 las familias radicadas en el Puer-
to y Pueblo que crecía lentamente.

Miguel Alza, Manuel Baigorria, Antonio Corrales, María Pilar Fer-


nández, Santiago Gadea, Manuel Godoy, Baldomera Guzmán, José
Gordon, Antonio Hernández, Joaquín Mederos, Rudecindo Moreira,
Jaime Montoro, Juan Apóstol Martínez, Alejandro Mac Vicar, Bautista
Marmoria, Apolinario Meléndez, Francisco1 Órsini, Bernardo Richardson,
Ángel Silva, Silvestre Sarmiento,- Luis Torres, Marcilina Vera, Manuel
Virgen (?) Silverio Giménez, encabezaban familias que sa agrupaban
¡unto al Puerto de las Higueritas.- El límite de sus hogares en algu-
nos casos, la mención expresa en otros, la naturaleza de sus activi-
dades y las relaciones de vecindad,, así lo indicarían; aun dentro de
la imprecisión y vaguedad conque se anotaron en los iniciales pa'd'ro-
nes de aquel tiempo, los límites de los. predios.

No.serían, sin embargo estos los únicos vecinos; porque nombres


como el de Cervino- lindero del solar de Baigorria, Juana Notario lin-
dera de Gordon, Antonio Villalba que no está en el Padrón 1 del 36
y era comerciante lindero de Jaime Montoro, José Sánchez lindero1 del
panadero Richardson, Gaspar Garay que lindaba con Silverio Giménez,
etc., estarían indicando la existencia de un número mayor de gente
en la zona urbana d;e la jurisdicción, vale decir en la propia Higueritas.

El aspecto ocupacional \
Las ocupaciones de los jefes de familia informan def carácter
eminentemente rural de la población. Aunque no debe descartarse
que algunos jornaleros se empleasen en tareas vinculadas con el.puer-
to.

De cualquier modo lo exiguo de la población en el pueblo no


altera el aspecto general de la misma.

En toda la jurisdicción la actividad laboral se expresaba por: 30


peones jornaleros, 25 labradores, -10 estancieros, 8 comerciantes, 2
abastecedores, 1 zapatero, 1 mozo de billar y 19 sin ocupación es-
pecificada.

La propiedad de la tierra.
— 80 —
Con las exepciones señaladas de Miguel Alza, Juan Alza, Luis
Torres y algún, otro, la posesión de la- tierra en áreas extensas o en so-
lares,' era efe carácter precario y. bajo la denominación de "propiedad
pública". Sabido es que correspondió a la antigua Estancia de Nar-
bona. *~ . -

El origen de los habitantes.

Venían de las más diversas procedencias. En los 98 jefes de fa-


milia se encuentran: 27 orientales, 20 de Buenos Aires, 21 de diversas
provincias argentinas, 11 paraguayos y 1 chileno; procedentes de Eu-
ropa había ó españoles, 3 portugueses, 3 ingleses, 2 de Escocia; Ho-
landa, Alemania, Francia, e Italia estaban representados por 1 cada
una. . . .- •"• . *o.,.;.

Esclavos.- Había un total de ó; Juana Rocha, Francisco Orsiní y


Jaime AAontoro tenían uno cada uno; Ciríaco Oliver. tenía dos y Ber-
nardo Richardson una esclava,' . ' ;• •
\ . • • • • - . ' - • ' •

Extranjeros y emigrados.- Se advierte que hay 19 habitantes que


figuran como "extranjeros", "emigrados" o sin calificación y que no
tienen tampoco antecedentes lugareños. Puede inferirse que muchos.
serían de radicación reciente y corresponderían quizás a-la inmigra-
ción a que hacía referencia Juan Manuel de la ; Sotá y que anterior-
mente hemos citado. . • •.• -.,. . •

La heterogeneidad de la población se mantuvo.. Ya muy avanzado


el siglo, cuándo en 1872 el Padre Domingo Bertoloti y D. Francisco
Fontana firmaron el "Resumen del Censo General de Nueva Palmira",
había en 1700 habitantes una población nacional de 918 individuos y
-una de extranjeros de 748. Entre estos 248 eran argentinos, 249 ita-
lianos; 134 españoles, 49 franceses, 21 alemanes, 12 brasileños, 10
suizos, 8 ingleses, etc. Expresivas cifras muy útiles para el estudio de
la sociedad palmirense. . •

El t r a s l a d a d e l P u e b l o d e l a s V í b o r a s . ^- ,.-• ,-,

Se desprende de los padrones ;de habitantes, y de lo's documen-


tos que permiten su interpretación, que habiendo transcurrido veinte
años de la primera población en Higueritas malograda por la interven-
ción portuguesa; y siete años de la instalación de la Receptoría del Uru-
guay, no se había operado traslado de población de Víboras.

Se advierte en 1836 que tampoco la Declaración del 26 de octubre


de 1831 había; tenido efectos positivos para la instalalación de pobla-
dores en Nueva Palmira.

— 81 —
En la zona rural de Higueritas/ campos de pastoreo y de labran-
za de la Cale:*a de Camacho- poblaban vecinos de diversas proceden-
cias, considerando se hallaban en terrenos de propiedad pública.

Los totales de población


* ' • \

La jurisdicción de Higueritas en 1836, con .98 hogares que to-


talizaban 38Ó personas, era Ja de mayor población en- el Partido de
las Víboras. En ese mismo año los padrones de las regiones de Ví-
bcras,' del Chileno y de ' a Laguna anotaron 68, 32 y 47 hogares res-
pectivamente. (

Referencias al capítulo que antecede.

1,- AGN AGA.- L 288- "Cuadernos de las declaraciones tomadas


al vecindario de Víboras y Vacas"- 1833, ^ aprox ¡m.te
2,,- AGN AGA.- Departamento de la Colonia-Juzg. de Paz Je
Víboras Padrón de Higueritas-. 1836
. 3/- AGN AGA.- L 718 f9 473- Padrón de Puntas de Polonco,'
. .. Flores y Chileno- 1824
•4.- Melogno Vélez, Fabián.- o. cüt.- Padrón Cívico de Víboras-1830
5.- AGN AGA.- L 288- "Padrón del Pueblo y Chácaras de las Víboras"
6.- AGN Esc. Gob. y H.- Año 1837.- Exp. N° 91, Baigoma, D.
Manuel; Agustín Almeida y otros- N? 13 Año 1837- D,. Agustín
l
Almeida, por un terreno de' chacra en las Víbora f, .
7.- AGN- Ex Arch, y Museo Histórico-Caja N9 27, 1834-1S35
8.-. AGN AGA L 717, & 470- Padrón de & Jurisdjí del Carmelo-
• 1823-N? 93
• 9,- Fernández Saldaña, • José María.- Diccionario de JVografías- p.
518- 1945 Montevideo.
10.- AGN- Esc, Gob. y .H.- Ario 1833- Exp. N9 253, D.'Santiago
Bond, Pedro Rafael Galup y Miguel Moyano.-
11.- Yaben, Jacinto K,.- "Biografías Argentinas y Sudamericanas,"
12.. AGN AGA- L 717 Í<? 470.- Pad-rón de la Jurisd.n del Carmelo-
' 1823- N9 98
13.-. AGN AGA.- L 288- Padrón "Distrito de la Costa de Bacas" "al
parecer de' 1832".- N° 36 .
14.- AGN- Exp. N9 49/1810 "Relación de los. hacendados del Depar-
tamento de la Colonia"- ,1821
15 - AGN AGA - L 717 f? 384 -

— 82 —
Capítulo < XVII

i
!

Padrón de la Jurisdicción del Carmelo. 1823

Illo Sor. • '- . . . . . , - "

Remito a V.S. adjunto el Padrón de- la .Jurisd.rv del .Carmelo' de


mi pertenencia; la que sin muchos Transeúntes que no quise yucluyr
por hacérserne ynútil, ascende ele Seys cientos y -Veynte y> Cinco
personas. . ' .- ' . \.i'" •

Dios gue. a V.S. muchos años, Puerto de las Vacas 12-de noviem-
bre de- 1823: . - . " , ' . '

Sebastian Quiñones

Illmo Cabildo Justicia y Regimiento .de. la Ciudad -de la Colonia.


"Jurisdn. del Carmelo— Puerto de las Vacas"

"Padrón Generel que comprende los eslaníes y habitantes de esta Jurisdicción y el número de hogares de ella'

A saber.
1. Dn, Pantaieón Irigoitia • Rs As 40 años Labrador Casado
Da. Rafaela García íd • 30 Su esposa
Manuel Irigoitia - id . 15 Hijo Soltero
Cruz id 14
Alejo id 12 " "
Francisco (a) ? id 11
Lirio id 9 "
Eleuteria Vacas 7
id- • • 2
Benjamín 00"

2. Vicente Ruydíaz Piirg 40 Labrador ' • ;

•Rosalía Salorio Bs As 30 Su esposa


Rnperta id • 10 Hijos ; -

Toríbio id ' 7 '


Víctor • id 5 • ' ;. ' . . " . - •

. -
. Angela Vacas • 2 ' •

3. Dn; Antonio Sánchez • ' E s p a ñ a • '•- 33 Receptor Casado


Manuel Vayeta .• •Portug. ,•; 30 Pean * Soltero
:
4, Pedro Parella Oriental 30 Comerciante ' Casado
Greg.a Burgués id 24 Su esposa ' . ' -
Mil del Carmen ' id '6 Hijos , ''
Nicolasa Josefa Ori: Lital 3 Hijos .
Elias id 1

5. O ¡, Manuel Covian Es paña. 42' Com? Casado


Nicolasa Salomón". íís As 30 Su esposa
, Encamación id 11 Hijos
Estefanía ' id 8
Eusebio id * 5
Sinforoso Oriental 2
luán Patricio ' ' id 6 meses
Juan Gasturumer.di Bs As . 30 Peón

"\ Dn. Miguel Badel España 30 Com*'


co
OÍ D<». Telésfora Rodvíg. Bs As 20' Su
Polonia Oriental 11/. Hijos
Manuel Alsina BsAs 12 Sobrino
José Paíamos España 30 Peón " . . Soltero

"". Di. Salvador Nicolari España 40 Barquero


Da- Justa Mr?.. Fley; B; As 30"
' Dn. Jorge Ferrer España 38 Casado
Da. Darniana Rodr.z Bs As ' 34 ,.. ' Su esposa.
M.tríano Román Oriental • 1 8 • . Peón 'fruérfano Soltero
J'iann Fra'.i,ca Román • id 16 . ' Huérfana '
:
María Fran.ca Román ó 14 id
R;tiT)ón Arguelles España 25 ; . Com?'
Juan Als'na BsAs 15 .
Dolores Rixlr z Flores Bs As 11 Sobrina
• Luciano Salazar 8 Sobrino Soltero
Luys Negro Guinea 35 Esclavo
Antonio id id • 18 .N
Jaré id id 14.
Josefa id id .. 25 " Casada
¿
Ant? Míralles BsAs "25 Peón Comisionado
Manuel Fernandez España • 28 „ " Soltero 15
1
7 Dn Hipólito Montesdeoca Oriental 41 Com ? Soltero
Da; Ventura Vritos id 35 Su esposa
. Saturnina id 28 ? Hijos Soltero
1
Carlota id 22' ' "
Tomasa •id 20- .
Luysa, \ id 18' "
Manuel d *%' 00
Cirilo id 14 . »
Demeterio ••
id • 12 .
B.uitista Vritos Paraguay 34 '" ' Peón
Domingo Chanabusia España c54.
Jacinto Balmaceda Mendoza 44 " '
}. f elcho r Guardanoble Amenicé 38. 13
10. Dn. Pedro Díaz Oriental ¿ 48 . Hacendado
Da, Tomasa Pastrana id ." - 3 0 - , • Su esposa
Josefa id .-12 • Hija i
María Rudecinda id 11 .;•
-Gregorio id 9;
11. María Montesdeoca Oriental 48" Viuda
Micaela Pastrana Oriental 25 • Hija" Soltera
María del Pilar id 23 "
Enrique id 18
Lorenzo . id 16
Gemente id 14 " .6

12. Petrona Fernandez . BaAs • 60 Viuda


- Tomasa Matos. Oriental 28 Hij.
Crispina id tó ' . .24.' id
Ma.' De hs Nievas.
Fernandez • . • id • ' "• • 16 '. id 4

13. ErmenegSldo Espinóla BsAs 32 Montaraz


Felipa Montesdeoca Oriental 28 Sü esposa . 2

14. Francisco Martínez Portugal" 32. • • Montaraz


Ma. Transito Montes-
deoca ' Oriental •;' ' 3 0 - *
Manuela id"" • . 2

15. D.n José Donato Paraguayo -30 • Oficial


T
Cruz\Gajcía i ' Oriental 22 ' Su esposa
Anastasio id .. 6 Hij\
María 3
16. Manuel Hidalgo . Córdoba : 44 'Labrador
.Mercedes Suriano BsAs • 50 Esposa .
Juana Silba Oriental" , 8" : Huérfana
Josefa Ledesme id' 10
17. Luys Hidalgo Córdoba 32 Labrador Viudo
Josefa Ledesma Oriental 28 Esposa
Juan José id 1 Hij.

18. Claudio Mareco Paraguay 30 Montaraz


Magdalena Oriental 3 Hij.
Marcos id 2

I9| Manuel Montes Paraguay 50 Labrador


Leonarda García Oriental 25, Esposa
José id 5' ' Hij. ' . . : i1 •

20. José Frutos Silva . Paraguay 30 Montaraz

21. Fran.co Aguilar Oriental ; 30 • Hacendado 00


00
Mónica Venítes . id 28 Esposa
Úrsula 3 Hij.

22. Tomas Ribera Paraguay 30 Carbonero Soltero

Americano 40 f.'r
23. Lorenzo Acosta Hacendado
Antonia Ferreyra Córdoba - 38 ' Esposa
Josefa Aguilar Oriental i.. 22 Hij.--. Solter.
Juan ,Agular id 17 " Tí

José Ciríaco Aguilar id 16 " ',

María Aguilar id 14 ,
Bruno A'guilar id 13 . •
Cirilo id Ir .
24. Domingo Badel Oriental 30 Labrador
Candelaria Aguilar id 35 Esposa
María de la Cruz id 14 Hij.
Patrcio id 12
Felipe ' id 10
José Encarnación id 8
Ruperta Farías id 8 Sobrina
Bernardo Farías id 5

25. Pascuala Márquez Oriental 38 Labradora


Manuel Cámara • Guinea 40 (Marido)
Antonia Oriental *• 8. Hij.
•" Justa id
00
Juan Antonio id , 1

26. Manuel Soíia Bs As -45 Labrador


Manuela Morales Oriental 18 Esposa
Basilio , '" ••- té 12 Hij. Solt.
Manuela Americano 58
Josefa id 11

27.José Santos Portugal Hacendado


. Ma. Soria Oriental 30 , . Esposa '•
Pantaleón id 12
Anastasio id ." 10
Agustina id 8
Rufina . id 5

28. Mariano Medina Oriental' 30 ' Lal>radnr


Ramona Soria Oriental 22 Esposa
Cornelia 3 Hij. ,
Narcisa 1

29. José Antonio Mendieta Oriental 28


Francisca Soria id ' 18 Esposa"
Cornelio 3 Hij.
José Bonifacio 1
Clara 1 "

30. Dn. Pedro Acuña Americano 38 Hacendado


Su Sra.
Un hijo
Un negro
Un peón

31, José Senas Oriental 28 Labrador


Fran.ca Quiros id . " .30 Esposa
. Juan id " 5 Ilii. •
María ; id . 3
Petrona id ' 2

31, Santgo. Fernández Cóiíoba 50 Hacendado


Justa Senas Oriental 30 Espo ¿i
'Juan Ant.o 18 '-. Hij. Solt.
Antolíno 16
Seberíana 14 »
Santiago 12
Ebarista 10
. 6 Hij.
Juana Anta -Yi.
Petrona 3

32. Pablo Amarilla Paraguay 36 Montaraz


Basilia Palabecino Oriental 30 Esposa
Juan Pascual id . 6 Hij.

33. José Ambrosio Sosa Cordobés - 46


• 40 Esposa
María Correa id

¿4. Dioniclo González Paraguay 4()'- Montaraz


Bs. As 42 Esposa
María González
Oriental 10 Hij.
Pedro
José .iíí-j id . 8

"25 ' Montaraz


35. Juan Sapebal Paraguay
Esposa
, Juana" González Bs As 20-
Oriental 1- Hij.
• María
36. José Ant.o Jara Paraguay '*' 26
22 Esposa
Juana Sayago' Bs As
.. Santiago 56 Labrador Sote.
37. Alberto Castanotyes

38. Balentin Melgarejo Paraguay 34 Montaraz.


• Ermenegilda Boy Oriental 26'- Esposa
Juana María id 16* Hij:.
. Juana Josefa. in . 10?-
. Miguel id . 6'
Maní Ant.o id 1
Calisto p 40 Peón • Solt.
39. Fran.co Brisa España 26 Labrador
.40. Juaqn. Barreno Guinea ,26
Juan - id 6 Hij.
41. Rafael Aguiar Amer.9 40 Hacendado
Rafaela Barrios Oriental 30 Su esposa
Pedro 10 Hij.
Juan 8
María 6
Josefa ' 3
José Barrios 3o Cuñado Sok.
. Manuela id 28 Cuñada -
José Morales P 40 Peón
Fran.co Rodrgz. p;" 30 id 10
42. Antonio Guimeral. Guinea 45 Labrador
• Ma. González id 38

43. Joaquín Belén • id . 38 Esclavos de las Huérfanas


Solt,
Niebes Belén " • " Americana 54 ¡4 - •-. . '. " •
Pascual hijo libre Americano" . 12 id -•
Joaquina Americana . 29 id- .
Manuela id- ' . • 27 id -
Gregoria id . _ 18 id
Andrea id 22 id
t

44. Dn. Martin Irigoitía BsAs 29 Hacendado '


Ma. Gregoria Espíndola Parag. . 30 Esposa
Ma, Florencia Bs As 15 Hij. Solt.
Teodoro Velen Oriental 9 Huérfano
Paula Aranqué id 6 »
Juan Arazá Mis'ones '60 ManP Viudo
Felipe Arazá Bs As 8.
Martin Tape Misiones 20 Solt
Juan Negro Guinea 20 Peón Libre

45. Pedro Pablo Ortiz Bs As 25 Montz.


Gregoria Sasiay • Oriental 15 Su esposa

46. Nicolás Peterson Suecia 40 Zap.to


Rita Aquino Bs As " 22 - Su esposa
María Oriental 2 Hij. 3 •

O)
47. Juan Fació • España 30 ZaptP solt.
Juan Negro Guinea 30 Esclavo
José Manuel España 45 Peón

48. Fran.ca Morales Guinea 40 Libre Casada


Mariano Duarte Oren tal . 18 Peón 2
230
49, D.a Isabel Reyes Oriental 25 Cda
León Canela 4 Hij.
María Cecilia 8m
50. Dn Juan Ao. Arana España 32 Com^
Da Juana Josefa Gonzlz. Bs AS 34 Esposa
Juan Pió Adolfo Oriental 2 Hij
Andrea Negra Bs As 6 Esclava
Josefa Negra Guinea 20 id

51. Dn Juan Reyes Amer? . 63 Carpt.ro

52. Pedro Balmaceda id 31 Labrador


juana Vogado Bs As 28 Esposa
53. Gerónimo Vogado Bs As 25 Montx
R?sa Duran • Corrientes. 20

54. D.i Juan Tapia Bs As 40 Carp.ro


Josefa Fernández Santa Fe 35 Esposa
Dorotea - Mulata Entre Ríos 8 Esclava ~

55. Pe(dro Ign1? Sayago Sgo _ 56 Mont-z


Josefa Orefía Es As 40
1
María Micaela id 11 Hij.
Juan Simón id 8

56. Juan Sübestre Arana Sgo 29 Mont.z


Juana Bravo . id 26 ' Su esposa
Rosa By As- 14 - Hij. Solt.
Juan Manuel id " 7
Juliana Oriental • 2 ""
José' :
Sta Fe 29 Peón
57. Petrona Leguisamo Sgo 60 Viuda
Andrés Bravo 30 H:Í. Mont.z
58. Juana Zepéda Rs As 40
Juana Villalva Oriental calí.
Damián Villalva
as...
18
' id.
Eusevio id 12
Antonio 20
Juan
59. Juan Ao. Bogado Pftfg 30 Labrador
Manuela Nuñez id 30 Su esposa
Antonio Bs As 7' Hii. •
80. Manuel Jara Parg '48; Labrador
Magdalena Aruriíi ~ ¡d 40. . 2
269
61. Juan Solano Arari Misiones 60 Peón conchavado
Andrea Cani Parg. 35 Su esposa *•
Cayetano Bs As 9 Hij. solt.
[osé Serapio Días Mendoza 30 Zapt.ro
62. Bernardo Medina Sgo 25 . . Mont.z' '
Ansefcma Bra^ •' u Esposa
40 •
Nicolás . ' id Hii , ,.
Bernardo Mercado :. Oriental •18 Peón
63. Nicolai Arquimbao -v - Bs As 25" COmP ., . •(•

Juan Sosa iti •50 :•: Peón


64 Da Josefa Arenas oriental 35 " • Panadera Viuda
José Anastasio Delgado • id n . . . . • • . : • Hij ' - solt.

Lvysa id , 15 . solt.
«
Fortunata Bs A4 8 •_;
Benjamina id 5
Juan Bera Bs As 33 Peón Solt.
/
65. Dn José-Vinardeil 5 España 60
• Dn Agustin Talavera 55. . Carp.ro j
Juan Flores ¿t
Bs As" 28 Peón
66. Dn- Jerónimo Bonafoz España • • ,.27 Com<>
Cipriana Bjcavo Oriental .'.17 Su' esposa i
67. Dn Antonio Baltra España 50 .i-i1 0
Com Casad ' í>,;"í
Dn Juan de la Cruz Niño id 50 Comp? \\. solt.
Francisco Negro Bs As 60 ' Esclavo t<

68.T>n Diege Menéndez España - 50 ComO


Dn Pedro Laguna id 35 Peón - _ i
Pedro'Agüero Tucuman 35 tt "
' Sastre • .- ¡ ¡

69. Dn José López España, • 50 ••


Barquero Viudo
Juan Bs As 15 " Hij. solt.
Manue] Oseyfo (?) España 34 . K
Patrón de Barco"
70. Donrugo Subiabo Cprdoba 25 "•
Zapatero
Juana Ma. Duré Oriental - 16 Su. esposa
José • Serapio Corbalan BsÁs 30 Ofl. zapat?. Sol.
71; Dn. Femando Deniz Parag. 40 Hácendado
Üa. Josefa Cepeda Bs As . 35 Su esposa •

72. Lucas Martínez Parag. 36 . Montaraz ' • _ ' - - .

Ma. Rufina Ruiz Bs. As. 22


;
Ma. Jacinta id . 8 Hij. -
Vicente Isidoro id 5
Manuel Jacinto Oriental Lab. 5
30Ü
73. Agustín Vera Parag. 40 Viudo
María Isabel Oriental 18 Hija Solt
María Escoláiítica id 16
Ma. Marcelina id 14
José Mateo id 10
Apolinario id 7
Luciano id 4
Juan Lorenzo id 2 9 r1
Brasil Hacendado
74. Victoriano Carpía 42
M.i. Mescai Orienta! 25 Su esposa
Pedro Antonio id 9 Hij.
Greg.a id 7
Domingo id 3
José id 2
Jacinto id . 1

75. Felipe Leyva España 30- Labrador


. Polon;a Montenegro BsAs 32 Su esposa
José Donato id •8 Huérfano
María V{?)enencia id 60 Madre Viuda
Juan Basaros id. 40 Peón
Soltero
76. Anastasio Suárez Bs As 30 Labrador •
Cristina Galban id 25 Su esposa
Martín' id • 6 Hij.
Basiliana id 4
Magina •id 3
Manuela Bs. As. 1 Hij;
77. Juan Silba - 40 - Madre (Viuda)
' . María Leocadia 25
BsAs
Ermenegilda Díaz id 26

78. Pedro IngO Duarte^ Parg. 28 Sastre


Ma. del Carmen Delgad( BsAs 25 Su esposa
María del Carmen id • 5 Hij.
M
Romualdo ia 1

79. Tomás Vttlanueva Brasil 28 Zapateo


Ambrosia Covia .BsAs 25" Su esposa.
80. Dn. Serísimo Martínez España 48 . Com1? (Cdo)
Mariano Martínez Oriental • 21 Hij. Solí.

id 38 Vda OÍ
81. Ma. .Goró
Domingo Salor(?). id . 11
82. Hilario Aceve&o BsAs 35 Miliciano
Martina Muris Orienta! 38 Su esposa
Esteban id 12 Hij.

83. Baltazar González España 28 , Barquero


Celestina Blanco BsAs 25 . Esposa
Fran.co id 4 . Hij.
León id 2
Antonino Oriental _ 1 • >»

84- Dn. Fran-co Cardus España 35 - • Com0


Da. María Vafalo id ' 30 Erposa
Fran.co Oriental 11 Hij.
Vías Oriental 6 HÍJ.
Jerónimo, id 4 "
Ant.ó- id i
,. - Bernardo Cárdenas : Perú 29' Com ?
Antonio Guinea V 35"'. Esclavo
José • • • id 15 -"
Antonia: ••:'-. 'id ' I 16'
•Nicolás . ,¡a ,r 5 - .' •'.< ' l 11

í>5. Pedro Morales . ' "' Farg.' • . . 25' Labrador


juana Ventura Bs As 34' Esposa
' S i m o n a •' -* • • • id.. 22 Hij.
* Juan -Manue 1 • " - ' i d ; " 3
88. Du. Juan Balaque BsAá 43-1 Com? Viudo .
Dri. Manuel Rodríguez Córdoba 31 - id Solt. •
Ba ¡entina Balaque BsAs . 13 Hij.
Antonio id- '7 "
Juana " íd1' 7
Catalina • Guinea •- 12 Esclava
José Hemig'o Gutiérrez lís As 30 Peón
Agustín Corrales España • 2 6 -. "
Leandro Eyupare Misión, s 40 "
Juan Ortega Chile 35 "
Juan Balaque • . BsAs I5 Huérfano 11

87. Dn. José Guerrero lis As- 40 Carp.ro


Da. Bernardina -Serantes' id 42 Esposa
Leandra id 13 Hij.
Agustina id 8 "
Lino José id .3
Jo?é Ant. Libre Guinea 60' Peón (i
391
88. Pedro Ledesma Oriental 34 Labrador
Maximina Díaz id 36 Esposa
Antolina id 18 Hij. Solí.
Juan Díaz id 10
Eusevia id • 8
Francisco id 4
Micaela id 3
Natalia id 2
Vicente Gómez. Paraguay 38
89. José Reynoso BsAs 59 Peón
Ma, Medina id 30 mujer
Ma, Pascuala id 15 Hij. Solt.
Pedro id 10
- , Jacovo id- 8
Nicolás id 5'
90. MI. Ant? " González id 46 Peón
Crispina Venecia id 40 mujer.
Tiburcio' id 20 Hijo
Juan Pío Oriental 2
91. Florencio Méndez Entre Ríos '40 Barquero
Isabel Pérez 28 mujer
Julián id .18 Hij. Solt.
Fran.co id . 15
Escolástica id 14
Isabel id 11
Angela Entre Jlíos 10 Hij.
Rufina Oriental 3 "
Sinforiaua Entre Ríos 35 Agregada Viuda
Juan Castillo Misionas 18 Peón 10

92. Tomás Escobar Chile, 38 Moiit.z


Manuela Gómez Bs Ai- 25 mujer
Tomasa Oriental 6 Hij.
Miguel Negro Guinea 50 Libre
93. Matías ' Espmeyra España 30 Hacendado
Liboria Troncosa (?) S. Fé 22 mujer
Magdalena S. Fé •4 Hij.
91. Manuel Funes S. Juan 30 Montaraz
Ruf/na Gaytan Oriental 40 mujer
Isabel id 2 HÜ. 3
430

95. Ranvn Farías Córdoba 38 Labrador


Josefa Neyra BsAs 24 mujer
Domingo - Oriental 26 Hij. ? Solt.
Rufino id 4
Santiago id 3 »
MacedoniO" • id 1 "
Catalina Negra Bs As 28 Esclav.
Domingo Guinea 28
María f id 6
Balerío id - 5'
Fran.co Neyra Eípañíi fi!) Padre (Viudo)
11
98 José Ma. Méndez Paraguay 30 Mont.z
Dolores Hodríguez Oriental 28 mujer-
Dionisla Negra \ id. 18 Esclava solt.
97 Vicente Rodríguez Paraguay 30 Labrados
Bacilia Nuñez Bs As 26 mujer
Mariana Oriental 8 Hij.
Pedro Alcántara_ 6 n
Id.'
Luciano id. 5
Petrona . id. ' 2
93 Manuel Rondan Santiago 40 Labrador
Rosa Menéndez/ Oriental 28 mujer
José id. 14 Hij.
Faustína _\ id. 11
Soyla Nivees id. 8
Fran.co id 2 v 6 ~f

99 Juan Fació España 29 Carbón 9 solt.


:
Domingo Negro Guinea 22 ' Esclavo
100 Juan José Ibarrola" Paraguay 28 Labrador
Fímstina Rodrgz. Oriental 21 • • mujer
Fran.co id. 4 Hij.
Anselmo id. 1
Marta Negra Guinea 19 Esclava

101 Manual Escobar Chifc 30 Montaraz


Catalina López , Corrientes ty mujer
102. Antonio Cervin , Paraguay •24 Mbntaraí
María Rosa Cuman (?) Sta. Fé 33 mujer.
Micaela , Oriental 7 • Hij.
Ir
Dominga . : id 5. .
Mariano . - , -id 10 . 5
170

103. Juan lleyua , ;¿. Italia :.« Montaraz


Ma. Juliana Cervin Sta Fé . 23 mujer
Clara ' . Oriental 1 Hija ..
i

104. José/Morínigo . Paraguay . 40 '


. Ma. Rosario • Bs sA 25.
•Juan Ignacio • id 11 Hij.
Josefa Ignacia Oriental '- 2 "•
María Roque " . Misiones 50 Agregada Viuda
Mariano Cortinas - • id ' ,38 Peón Viudo
Félix Aranda /. Sn. Tiago 34' Peón

105. Martín Sosa a Oriental 50 Hacendado


Fran.ca Monzón id • • 48 mujer
Clemenciíi ' , . id. ' . 28 * Hij/ solt, .
Manual • - id . . 18-' •
Jo*é' • '. * .id . \ io -
Fermín id ,• ' -P •
'• José id . id ,6,'
. Miguel Milán , . •Misiones 58 Peón ;;

106 Manuel Chanique ; •-' Brasil • 28 Labrador


Marta Sosa Oriental 21 :• mujer
Jodefa Vurges ió. 42, madre viuda
Josefa Vurges Negra Guinea 28 Esclava solt.

107 Juan Fran.co Ribera Portugal 59 labrador Viudo


Segundo ; Oriental 28 Hij. solt
Francisco ' id. 18
Francisca id. 12 "

108 Juan Méndez Portugal 38 ' Labrador


Victoria Olivera Oriental 22 mujer
Tiburcia id. 1 Hija
• . * ,

109 Juan Duarte Portugal • 32 Labrador


Lucía Olivera Oriental 20 mujer
110 Jn. Ant.9 Veron Misiones 36 Montaraz
Martina Paz id. 40 mty'er solt..
Josefa • : :, Oriental 12 Hij.
Fran.co id. 1
Pablo . id. 1 Huérfano
l U Dn. Justo Vega . .' •Bs. As. 28 Hacendado
• Da Dominga . .Vu1 (?) •* ' id. 29 - mujer
José Negro Guinea 21 • Esclavo solt.
. Mateo ,' • id. 8 » '.
112-Matías Ríos Sn, Tiago 43 Peón
Juana Matos Oriental 20 . mujer
113'Da MI. Gori id. 57 ' Hacendado
Martina Parió id. 36' mujer
Fran.ca . id. 20 Hij.
Alejor ( ) 40?

114 Benito Moris Ingles 42 Carpt.9


María Tor "' ¡d. 48 mujer
115 Felipe Monzón , . Oriental 42 Labrador (Vdo^
Julián ¡a. 8 Hij.
Pedro id. 6
Fran.ca ¡d. 18
Juana id. 10
116 ManueE Arias . Tucuman " 41 Labrador
Petrona Castaño Oriental ' 20 Esposa
1]7 Ma, de lo? Santos id. 36 Viuda
Pauta Matos id. 10 Ilij.
Manuel id. id. 34 Entenado
solt.
118 José Martiniano Pérez Entre Río» 38 Hacendado
1 Damasa Castaño Orienta] 23 mujer

f Eulalia id. 3 Hij.
o id. 8
oí Damián
j Pedro Ribera Id. 9 Huérfano
Nicolás Carape' Paraguay 36 Peón
Antonio Moreni España 58 Peón
Migudj Negro Guinea 30 Libre
119. Antonio Bera (?) Chile 30 Hacendado
Manuela Rodgz. - Oriental 22 mujer
Mauricia id 8 Hij.
Norberto id 3
María Negra Guinea 28 Esclav.
Fran.ca id ' id 2
José Torales Sn. Tiago 40 Peón Viudo
Antolín Torales id 11
Vicente Santos ' Paracuav 30
Fran.co Tieu Paraguay 54 Peón Solt
Cándido Castellano Bs As 28 11

120. Dn. José Ig. Ballejos Parag. 43 Labrador Comisionado


Josefa Solano Oriental 45 Su- esposa
Josefa id 1 Hij.
Nicolás Gonzlz. Misiones • 46 Peón (Viudo)
Gceg.o Saxiayn Oriental 19 solt.

121. Bicente Barrios Corrientes 37 Labrador


Dionisia Lppez id 36 Esposa
María Soyla Oriental 4 tiij.
María Agustina id 3
Bernardino id 2
id 14 Huérfana solt.
Narcisa López
(O
Mariano .Ríos Misiones 38 Peón O
Sn. Tiago • 34 -H
Luys Marías
Juan Largo Bs As- 31
Martín Postora (?) id 32 10

122. Dn. Juan Solano Oriental 39 Hacendado


Da. Sebera Serrano id • 38 inuJLM1

Juan de la Cruz id 10 Hij.


Miguel id s.
Pablo •' ' id . -6
Sojila "Id 4
123. Dn. Tomás Arroyo id ' 66 Hacendado (cdo)
Fran.co Negro Guinea 08' Libre •

124. Ma. Jacinta Leguísamo 46 Hacendada Viuda


Jutn Maní. Rodrigz, . id 18 Hij. Solt.
Mu. Josefa • id • 12
. . : . " . . * • " . '.
Marta Negra Guinea 2i Esclava
125. Mateo Ruyz Paraguay .'" *3ü Labrador
Magdalena Rodgz, Oriental 32 niujer
• Justa ' id 11 Hij.
Marcos : id . 12
María del la Cruz üdl ' í'ó;
123 Bartolomé Rodgz Oriental 24 • •Labrad oí
Magdalena Murínigo íd 22 mujer
. -
127. Pedro Morales, lis As •MI .Labrador
Magdalena Arroyo Orieitii! 33 mujer
María , id 8 Hij.
Manuel id f¡

128. Toribio Verdun Paraguay V, .Labrador


Tomasa Vurges Entre Ríos 22 mii/er"
Marcos Oriental 14 Hij. •
Petrona • *; id 10
]oseía • ! id
. Manuela id 1

129. Martina Rodrgz, id • ' .38 Viuda


Ana María id " 12
5.

Juana Paula id - ' 8. 3


583
Kl.l Püar Rodríguez . • 'ti .&' Viiula
-3 Fran.co •' iá • 14 s»If. '
' Toma*' : •[••YW • 'id
•"«•OÍ
12
131 ( Ana' Timbé Oriental 38 Viuda
Juana Vrabo id 22 Hij.
Martín id 21
132. Ana Mora id 54 Viuda
133. Benedita Niebeg Bs-As »
60
Miguel feo ( ) Orienta! 16 . solt
134. Migl. López Inglés 36 - ' Labrador
Carmen Montero- Orienta!] 22 mujer
Miguel id 7 Hij.
María id 3 "

135. Petrona Viera id 43 J Viuda


Rosa Medina • id 22 Hij,
Juana .. ' " . •
. ^ 18
136. Teodora Calzada • id 60 Viuda
Pedro id 10 Hij.
,\ ' '
137. juana Niebas id 35 •
Petronila -tí 16 Hij. .
Pedro id 14 • »
Juana Mar.a id 12
Juana Antonia id 7 "

138. Felipe Aguilar Paraguay 40 Peón


Isabel Torres " Orientai "38 mujer'
- ' Simona id. 18 Hij.
Basilio - ' - id. 14 "
" • ' * '
. Ignocencía • id. 12
id " - i
Tose 10 '
139 José Sánchez España 28 Com.9
Paulina Reyes Oriental 20 Esposa
María Justina. id. 1 Hija
140 Sebastian Quiñones • id. 40 Alcalde del Partido
Manuela Fraga id. 36 Esposa solt.
Magdalena id. 20 HJij,
Estefanía id. 18 "
Marcos lid.1 10 "
Agustina id. 8 "
Manuela id. 6 "
Laureana id. 3 "
María " id. 2
José Negro id. .18 Esclavo 10
625

'Según se ve por el presente Padrón asciende la Población de la ju-


risdicción del Carmelo— Puerto de las Vacas a Seys Cientos veyn-
te y cinco personas. Puerto de las Vacas 12 de Nov de 1823"

"Sebastian Quiñones"
"Juez Territorial"
Algunas apreciaciones que sugiere el Padrón que anteceíle.

El total de habitantes corresponde al Pueblo y su Jurisdicción;


quiere decir el Pueblo propiamente dicho y el resto del Partido.

Vimos anteriormente una expresión del Alcalde Pedro Párela,


en 1824;. que los pobladores de Carmelo "forman una población
titulada del Carmen, con número de mas de doscientos vecinos".
Y era realmente así, según nos muestra el Padrón. Porque solamente
Jos comerciantes- cuya mayor parte residiría en el Pueblo- sus alle-
gados y familiares hacen más de 90 personas. A ellos se sumarían
los correspondientes a artesanía y comercios de radicación urbana:
zapateros, carpinteros, barqueros, panadería, más las milicias, re-
ceptoría, etc qué suman un total general que hemos apreciado en
más de 150 personas.
Deben tenerse en cuenta asimismo labradores, montaraces y
Hacendados que por' la cercanía de sus predios y "labores vivían en
el Pueblo. Con lo que las cifras del Alcalde son bien juiciosas y
nos dan una. cabal idea de la dimensión urbana de aquellos años.
Es aprecíable la cantidad de montaraces; tiene relación sin du-
da, con el auge que tenía entonces el corte y embarque de made-
• ra y leña. No aparecen orientales con ese oficioi Hemos contado 9
paraguayos, 3 santiagueños, 2 chilenos, 3 bonaerenses, 1 sanjua-
nino. y 2 europeos; justificando con el oficio, la procedencia.
El comercio estaba casi monopolizado por los españoles; 12
en un total de 17 comerciantes. Algunos ya eran pulperos en 1821:
Manuel Covian, Miguel Badel, Jorge Ferrer, Nicolás Arquim-
bao y Antonio Baltra. (2) v •
No hay todavía,- ningún oriental barquero, zapatero, carpin-
tero, sastre o carbonero; oficios que corresponden a gente Ibga-
da de diversos .rumbos. Una excepción es la panadera. .
Existen 34 esclavos cuyos amos son de variadas ocupaciones;
4 comerciantes, 1 , carpintero, 1 zapatero, 3 labradores (uno de e-
Mos Ramón Farías tiene 4), 1 montaraz, 3 hacendados, 1 carbone-
ro, el Alcalde y la Calera de las Huérfanas dueña de 7 esclavos.
Diez individuos que figuran como "libres" eran seguramente
africanos. Por lo que se puede afirmar que los de raza negra ¡lega-
rían a los 50, cifra considarble.
E! historiador Agustín Beraza ha señalado que en la Ctsplatina
"el tráfico de esclavos recrudeció ostensiblemente, alcanzando ni-
veles similares a los de la época española" (3)

- 110
• -
Como aporle racial debe también considerarse la presencia de.
43 pobladores de nacionalidades europeas.

Y en cuanto a procedencia Jas cantidades mayores eran pa-


ra los orientales, 308; los argentinos 119; y otros de expresión me-
nor como los paraguayos que suman 37, los españoles 32, etc;
Porcentajes de edades. Los mayores' corresponden a. los gru-
.pos de 1 a 4 años, 5 a 9, 10 a 14, 25 a 29 y 30 a 34 años. Son
muy bajos los porcentajes en las edades superiores a los- 40 a-
ños de edad. Característica de una población muy joven, de inmi-
gración.

A pesar de que predomina en el total, la población orien 1 al,


el origen de los jefes de familia expresa otra cosa: solamen-
t e - 2 0 / y tantos, orientales en 140 hogares; igual casi a los ;3paño-
les, inferior a los paraguayos! y apenas superior a los bonaerenses.
Se explica también por la reciente formación det pueblo y por la
inmigración.

Referencia al Capítulo que antecede.

.1- AGN AGA.- L 717 í9 470


2.- Barrios Pintos, Aníbal.- "Pulperías de la Cisplbtina1'- Bol, Histó-
. rico del E.M del • Ejército. N^s. 98-99. '
3.- Beraza, Agustín.- "Amos ,y esclavos"';- Enciclopedia Uruguaya N<?
f
9. p. 178- • • , .

— 111 —
DEPARTAMENTO DE COLONIA Juzgado de Paz de Víboras - Padrón del Pueblo de Víboras

nombres '• edad Patria clase estad. Prof. Ho Ha E Ea ' Total


José María Reyes * 30 Oriental CN Cdo
José Ant.? Melina . 60 Est.9 1 3 6
Paraguay * CL 2 (1) 5
Mercedes Reyes • 40 Oriental Vda
R'aman Ximenes 48 3 4
Andalucía CL Cdo Atahoner.v 1 3
Manuel Bolarte " 60 Portugal CL' Est.9 U) 1 4
Rosario Silva • 50 Bs.As. Vda
Baldomera Calatayud 23 3 4
Oriental Cda 2 3
Pedro Ant.? Ayala 40 Paraguay CL Cdo Peón Jor-9
Buenaventura Montes 29 2
Córdoba Emigr.? Abast.r 2 4
Lucía Ledesma __ 40 Oriental Vdu 2
Buenaventura Diaz 30 4
Portugal CL Cdo Montara?. 2
Tomas Torres Leyva 43 Bs.As. CL Cdo C o m . < ? ••
Santiago Torres Leyva 56 5
CL C. Párroco 1
Mateo Domínguez 43 Oriental CN • 'Sro Com.9 1
:
Merégildo Ximenes 44 Cdo Est.9 • 1
D Pedro Ermeta . 48 Español CL Sro 1 .
\+•*
^ José. Joaquín Pintas 30 Portugal C;ío Peón Jor.9 3
a Casimiro Camacho 58 Córdoba Cdo "Prcpieta.v i 3 1 7
Margarita Monzón - 62 Oriental * Vda • 2 1 4
o Juan Bautista Magne 33 Francia CL Sro Com.? ; 1
u Pedro José Seguí 45 Bs.As. " Cdo Est.9 4 1 9
Ventura González 60 Paraguay Vdo Abast.r 1
Manuel Fernández 70 A. .. " Labrador (1) 3
Miguel Benitez 60 Paraguay 1 4 7
Juan Manuel Cabra! 62 Santiago " 2 4
Tova Sixto Sosa 66 Oriental CN 3 4 9
José Gómez • 48 Portugal CL Inválido 2 1 5
Tomas Méndez 49 Entre Rios " Est.? 1 2 5
Gregoria Lemu? (?) 43 Orienta! Vda 3 1 6
Francisco Balbuena 56 Paraguay CL Cdb Labrador 9
Jo^é Ma, Contreras 40 Mendoza ' Emigr.o Zapatero 8
María Ximenes . 30 Orienta! Cda 5
:
Juan Bonue! (?) 37 Francia Extrañé Sro Com.9 1
Andrés Tovalosa (?) " 29 Genova CL alo Labrador 5
ambres edad Patria Clase estad. Prof. Ho: Ha. E Ea. Total

• Faustino Gorosito' ' 40' Santiago CL Cdo Peón Jor? 2


"Juan José Zarate ' 50 Paraguay Labrador 3
Pablo Ledesma 70 Bs.As. Sro 1
Juan Alíala ¿ 80 Paraguay Vdo 1 1 3
Juan ..Aguilar 30 Bs.As. Cdo 2 4
Nicolás Palacios . 52 Oriental CN Sro Propiet.9 1
Vda 1 2
Manuelh - Reyes 54.
Ignacio Monzón 80 CN Cdo Labralov 8 4 12
.Portugal CL Est.<? 1 -3 7
Manuel Persíncula . 35 7
Oriental CN Peón Jar.9 2 3
Juan Suáres 40
E¿t.<? 3 4 11
Francisco Pedernera 50 6
Portugal CL Com.9 3 1
Joaquín Martínez 35 4 3 9
- Santiagb Labrador
Gregorio Pineda 40 1
Mendoza Extran,1? Sro Com.1?
Anselmo Segura ' - 30 5
Oriental CN Cdo Labrador
• Ilarion Cbavarría 48 3
Caneado Ramírez 30 10
5
Francisco M.ildonado 44 8
Est.9 2
Silberio León ' 50 3
Juan León . 27 Oriental CN Cdo Peoo
2 6
Vísente Fernández 40 España CL Est.9
Oriental Vda 5 1 8
Pascuala Rocha 58.
CN Cdo Labrado' 3
Francisco Sosa . 55
Eugenia Alvarez 24 -Bs.As. Sra 2
Ramón Unimingo 76 Oriental CN " Cdo Labrador 5
Bernardo Paez 38 5
Secundino León 37 f 3
Petrona Rocha 52 Vda -4
Juana Lemus ' .33 2
Luisa Rbdríguez 21 Cda 4
Mateo Fernández 40 CN Cdo Est.° • • 7
Córdoba CL • 9
Pedro Villalva . 52
Manuel Rosales . 40 Portugal Péon Jorn.? 2
María Isabel García 53 Tucuman Vda 6
Oriental CN . Cdo Labrador 4
José Mariano Mesa • ' ; 28
Notas.- . .
Rosario Silva tiene 1 esclavo y 2 libertos; José Joaquín Pintos: la
hija- es entenada; Casimiro Camacho: Los 3 son libertos; Margarita
Monzón: los hijos son en realidad, nietos; Pedro José Seguí: la es-
clava es liberta; Gregoria Lemus: la esclava es liberta; Manuela Re^
yes: la hija es en realidad, sobrina.

Los números q u e ^ e expresan entre parénfesis() son referentes


a ahijados. . - • , ' (

- ía copia' es textual; se han modificado las abreviaturas que lo


requirieron por razones prácticas; los signos de interrogación ex-
presan inseguridad en la interpretación correcta del original.

E. significa esclavo,- Ea. esclava; Est° siginifica Estanciero; Peón


Jor?, peón jornalero; Com°, comercio,- Emigr.o, significa emigrado;
CN, ciudadano natural; CL; ciudadano legal.-

* Lo que ¿tos dicen éste y otros Padrones

El padrón que antecede se encuentra firmado por José Mario


Reyes, el primero de la nómina, un estanciero casado con Manuela
Medina. El relevamiento censal es de 1836 (1) y registró 68 hoga-
res y 310 personas en el ; total. •

Entre las profesiones de Jos ¡efes de familia podemos sumar 13 es-


tancieros. Uno de ellos D. Pedro Seguí, también figura como Pre-
ceptor en otro padrón de fecha anterior; no sabemos si fue el ma-
estro de la escuela creada en el Pueblo en 1831.
— Siguiendo con las ocupaciones, encontrarnos 20 labradores, 8 co-
merciantes, ó jornaleros, 2 abastecedores, 1 zapatero, 1 atahonero y
el Cura Párroco D. Felipe Santiago Torres de Leyva.
— A despecho del desarrollo de Carmelo y la repoblación de H¡gu£-
rítas el'Pueblo de las Víboras se mantenía enhiesto,- los datos ocupa-
cionales hablan de una actividad compatible con lo que se podía es-
perar, dados los factores de ubicación que le afectaban y que cono-
cemos.
Bn la población se advierte la antigua radicación' de esos vecinos;
'30 orientales, 16 argentinos, 7 paraguayos, 4 de España, 2• france^
ses, un genovés, 7 portugueses, uno de nacionalidad no especificar
da y solamente 4 emigrados o extranjeros; mayoría de orientales y
población también mas vieja, como se advierte por el análisis de las
edades. ••
En la jurisdicción del Chileno.

£1 padrón de este partido en 1836 (2)\ registró 32 hogares cuyas ca-


bezas de familia eran 18 orientales, 4-paraguayos; 3 portugueses, • 3
de Buenos Aires, 3 cordobeses y un mendoctno. . ••

Había 172 habitantes 10 de los cuales-eran'esclavos.de amos, estan-


cieros: 8 dé* Liborio Nieto, 1 de su hermano- Raymundo y otro de Jo-
sé Gutiérrez. .-*>; . - - -••,-. '.
c
• V. • • • "

1
• • . , \ ' . ' . , ; . . - " • ' •

En la jurisdicción de la Laguna. El padrón de ese mismo1" año'.'(3)r ñn's


dejó el nombre de 47 jefes de hogar en aquel antiguo .págb.r 21
eran estancieros, -13 labradores y 10 peones, jornaleros. Las naciona-
lidades se expresaron con 33 orientales, 4 paraguayos, 2 ele Buenos
Aires, 2 españoles, 3 portugueses, 1 de "Córdoba, 1, d a ' Misiones / '
otro de Corrientes. Y en el renglón de. esclavos anotamos:v."l de Se-,
rapio Calatayud, estanciero nativo que ya aparece^en el Padrón de 1824;
3 libertos y una' esclava tenía Rafael Andrada, estanciero tambi3,n
pero portugués; 2 libertos y. una esclava, eran 'del ^estanciero Mariano
Baes; 2 había.en la estancia de D. Petrona-Cervantes.- -En total ,10,
incluidos, los libertos.- Y un total general :de -216 habitantes.";'

El partido de las Víboras. (Independientemente del de las Vacas)

En resumen tenemos en él una primifiva sociedad-rural ^dé.-uñ millar


de habitaníes; con aproximadamente 400 en Higueritas; 300 en Ví-
boras, 170 en el Chileno y 200 en la Laguna. -'••••• ' - ; " -'

En 1833—' relata el historiador Hornero Martínez Montero—..Arséns


Isabelle, viajero ilustrado que remonta el Río Uruguay "llegó" al "an-
tiguo puerto de las Higueritas".- Descendió allí para-v¡sar.:-su pasa-
porte "dando de la población y sus habitantes suscintas noticias".- Ci-
ta la aldea "bastante triste de las Vacas"-y la "aldea de las Víboras,
situada en la baja llanura, dos leguas ,al norte de las-Higueritas y a
una milla de la playa". Al referirse luego .a Paysandú expresa: "Ha-
ce cuatro o cin'co ,años, Paysandú nó era"-rnás que una aldea,.cómo las
Higueritas, con' una docena'de ranchos diseminados acá y allá."-Re-
ferencias que son muy útiles sobre tas'.poblaciones de la época y"er.
particular sobre los años primeros de 'Nueva Pa!m¡ra._ -'(4)

. — 115 — : * • • ' . ,-*• *


El Padrón Cívico de Víboras ,

Padrón de valor muy estimable que comprendió "el Pueblo y Parti-


do del Juzgado de Paz de Víbora", fue firmado por D. Isidoro Rodrí-
guez, preclaro ciudadano viboreóse que fue el primer Jefe Pclílico
y .de Policía del Departamanio. (5)

Registra 137 ciudadanos,- "noventa y nueve de ellos casados y .trein-


ta y ocho' solteros" en una nómina donde fácilmente se reconocen
los grupos pertenecintes a distintos pagos.

Contiene 59 ciudadanos orientales, 31 argentinos, 28 paraguayos y


otra nacionalidades.1 Consigna asimismo los que no sabían escribir-.
83 en total," configurando un porcentaje elevado que ilustra sobre
la' instrucción de la época. • • • •• •

La estadística de la Parroquia: -

Es este otro valioso documento'demográfico, referido al año 1830 y


"que abarca una mayor extensión territorial: Víboras y Vacas.

La "Razón Estadística de'la Feligresía de las Víboras los doce meses


del preservte año" (ó) corresponde a 1829 y la elevó Torres de Leyva,
al iniciarse' el 'año siguiente, al Ministro dé Gobierno. Creemos que
sería ¡la última que elevara pues, en 1830, perdió Víboras su calidad
de cabeza de Parroquia que pasó al Carmelo. {/)

Los números son elocuentes; Leyva registra 1 l ó bautismos y 147 de-


funciones en el año. Se aprecia una elevada tasa bruta de mortalidad
infantil: 22 párvulos en l i ó nacimientos. Y aún otro d'ato: de los l i ó
bautizados en todo'el antiguo partido, 110 eran blancos, 2 eran "cas-
tas" y 4 "ilivertos". . ' . ,

— Reconocemos que Jos números dan bastante' aridez a l ' relato; no


obstante,1, para apreciar ciertos sucesos como son los del desarrollo y
vida de'las poblaciones que nos ocupan, ha sido-preciso recurrir al
lenguaje irrecusable de las cifras que guardan los padrones víbo-
renses.

Referencias a\ capítulo que antecede,

1- AGN AGA. L' 728 .f? 95.- Departamento de la Colonia-


J-uzg. de Paz de Víboras-,Padrón del Pueblo de Víboras

— 116 —
2,- AGN AGA.- L 288 Departamento de la Colonia- Juzg.
de Paz de Víboras- Padrón" del Partido del Chileno.
3.- ÁGN AGA.- L 288.- Dspartamento de la Colonia Juzg. de
Paz de Víboras- Del Padrón del Partido db la Laguna^ '
4.- Martínez' Montero; Hornero.- "El Río Uruguay".- T I- p. "103-
* Montevideo- 1957 • . ,.
5.- Melogno Vélez, Fabián.- *'Cointribución al estudio del, proceso
, electoral del Uruguay**-Paduán Cívibo de Víboras, 1830-E.M.O;-
del ejército- Boletín Históitico N ' 124.- - •,
6.- -AGN AQA.- L 288.- "Razón estadística de. &•'Feligresía--de las-
1
Víboras'-' Año 1829 .' . - -. • .
7.- Leonhardt S J, Carlos.- "Documentos. . . . "-o. .cit. p. 520 :

, ; : " ; ; - . 1 f * V í 20 ls

. - J . •.•' f "•

— 117 —
ÍNDICE DE GRABADOS

Pág. 53 —- Ubicación de Víboras.

Pág. 63 (vuelta) — Ubicación de los 76 veenos.


DEL HISTÓRICO PARTIDO DE LAS VÍBORAS

Primera Parte (Volumen 1)

1.- El Partido de las Víboras.

II.- El Partido y el Curato — Límite y Jurisdicciones — Origen deí


nombre de las Víboras-

! : l . - Primeros pobladores; estancias de 'Escobar, Monzón, Ñarbona,


de los Jesuítas; donaciones Artiguistas en la Calera.

IV.- De la fundación del Pueblo de las Víboras.

V.- Los años que siguieron.

VI.- 1802. ETfrustrado intento de traslado del Pueblo-de ¡as Ví-


boras.

Vil.- Vecinos del Pueblo de las Víboras en 1802, vinculados al pro-


yecto de traslado.

VHi.- las invasiones inglesas — El nuevo Párroco Feüpe Santiago To-


rres de Leyva y otros intentos de traslado — La Revolución de
Mayo en Víboras.

IX.- La Revolución — El estado de la campaña — Pobreza y peripe-


cias viborenses — Lucha por los abastecimientos — El Pueblo
de las Víboras en medio de la guerra-
DEL HISTÓRICO PARTIDO DE LAS VÍBORAS

Segunda - Parte (Volumen 2)

X.- El Estado Artiguista — Fundación de Purificación, Carmelo e


Higueritas — La guerra con el portugués; repercusión en Ví-
boras. .La Alarma General; el fin de la lucha.

XI.- Dominio Lusitano — Manuel Jorge Rodríguez. Comandante de


la Plaza de la Colonia — Desánimo de la campaña — Víboras
y Puerto de las Vacas; rivalidades — El Cura Ley va,- conflic-
tos de Capillas.

XII.- Primer Alcalde del Carmelo — Producción agrícola — Pro-


blemas sociales y. económicos — Pobreza — Atuendo criollo
— Alcaldes de aldea . . .- Viruela en Víboras —El Párroco
denuncia al Alcalde. •

XIII.- 1825 —Ataques enemigos y combate en Carmelo — Moviliza-. •


ción —Ramón de Cáceres —Electores remisos —Alcalde a l a ' !
fuerza.

XIV.- Otras referencias . a Higuerifas —Repoblación —Ceremonia del


26 de octubre de 1831—Bautizo de Nueva Palmira.

XV.- La extinción, del Pueblo de las Víboras.

XVI.- Padrón de Higueritas (Ampliado con datos diversos).

XVII.--EÍ Padrón de Carmelo.de 1823.

XVlil.- El Padrón de Pueblo de las Víboras .


[Del archivo del Dr. Carlos T r:\vit\s-.t.
'Atención del Capitán de Navio don Carlos Tra-
vieso Fernández]

AL EX.mo SEÑOR DON PEDRO CE-VALLO

Escala de leguas de á 20 en un grado déla Linea Esquinocia!


o Equador. '

PLANO DE LA COSTA
RIO DE LA PLATA

Plano de la Costa
Estancias y Poblaciones, que se hallan al Norte ríeel Rio Plata
entre eJ Rio Negro, y Montevideo, hecho por Orden. Exmo S.r D.n
Pedro Cevatlos Then.te General délos Exercitos Magestad, Goberna-
dor, y Capitán General de Buenos Aires.
Año de 1759
Se terminó de imprimir en la
División Imprenta del Depar-
tamento de Estudios Históricos
del Estado Mayor del Ejército
a los 30 dfss del mes de junio
de 1978. Tiraje 5.000 ejempla-
res. Comisión del papel Art.
79. Ley 13.349. Depósito Legal
128.162/78-
ESTADO MAYOR DEL EJERCITO
Dpto. de Estudios Históricos
BIBLIOTECA
El préstamo de este libro vence en la última fecha
aquí indicada.'

2)

3)

Lü-
4)

AUTOR; May. Ángel Corrales Elhordoy.

PANORAMA ARQUEOLÓGICO DEL DE-


5) TITULO:
PARTAMENTO DE COLONSA.

AUTOR: Investigador José Joaquín Figueira.

6} TITULO: LA EPOPEYA DE MANUEL LOBO. (2* Edi


ción) (Primera parle).

AUTOR: Enrique Azaróla Gil.

LA EPOPEYA DE MANUEL LOBO. (2? Edic-


7) TITULO:
cíón).' (Segunda Parte).

AUTOR: Enrique Azaróla Gil.


SÜLÜ PARA LECTURA EN SA'A
NO PUEDE SER RETIRADO DE BIBLIOTECA
,35

También podría gustarte