Está en la página 1de 7

UNIVERSIDAD NACIONAL AUTONOMA DE

HONDURAS

Licenciado: Ernesto Martin Alvarado Vásquez

Asignatura: comportamiento individual y organizacional

Sección: 0700

Nombre alumno: Astrid carolina cabrera Oviedo

Trabajo: Caso de Andrea Lubitz


¿Qué es un equipo de alto rendimiento?

Un equipo de alto rendimiento es un grupo de trabajo cuyas características particulares

consiguen que su desempeño sea excelente, en el tiempo. Son equipos funcionales,

flexibles, caracterizados por mostrar interés por los resultados, comprometidos,

responsables y con una comunicación efectiva entre sus componentes. El alto ritmo de

adaptación para aplicar los avances de la tecnología y el desarrollo de estrategias

administrativas y de negocios les llevan a alcanzar los objetivos esperados en el menor

tiempo posible.

Desarrollo de un equipo de trabajo de alto rendimiento


Para lograr un equipo de trabajo de alto rendimiento, hay que formar a los trabajadores

para que tengan diversas aptitudes y sean capaces de desempeñar diferentes tareas. A su

vez, se les otorgan facultades para tomar decisiones relativas a la planificación, a la

ejecución y al control del trabajo que; anteriormente, en los equipos de trabajo

tradicionales, solamente eran tomadas por los supervisores. Este incremento en el poder

de decisión consigue que su responsabilidad y, sobre todo, su compromiso, sean más

significativos. De esta manera, se repercute en mejoras en la productividad, la

calidad, la satisfacción del cliente y el coste. Aunque lo que caracteriza a los equipos de

alto rendimiento es la tenencia de un objetivo claro.

Las 7 características que no pueden faltar en un equipo de alto


rendimiento

Propósito y valores

La consecución de los objetivos es fundamental en todo equipo de alto rendimiento. Los

valores compartidos son el nexo entre los actuantes y el cumplimiento de esas metas.


Como ocurre en una gran orquesta, todos los músicos han de tocar la misma pieza al

mismo tiempo.

Empoderamiento

Es primordial que la comunicación fluya libremente, aprendiendo a escuchar y, sobre

todo, a compartir. De esta manera, es posible establecer lazos de compañerismo (que no

hay que confundir con amistad) respaldados en el respeto mutuo.

Flexibilidad

Esta es una de las características que garantiza el éxito de un equipo de

alto rendimiento. Al ser un modelo multifuncional, los interlocutores pueden

intercambiar los papeles para llevar a cabo otros cometidos y conseguir hacer propia la

visión del otro. El equipo de alto rendimiento ha de ser auto dirigido

y establecer amplios márgenes con el fin de fijar sus líneas de actuación con autonomía

para ejecutarlas. Se asumen colectivamente los éxitos y fracasos para identificar lo que

ha fallado.

Óptima productividad

Adaptar nuestro equipo de trabajo a las exigencias de un equipo de estas características

sería económicamente inviable, si no se obtuvieran resultados extraordinarios avalados

por el cumplimiento de las fechas y los objetivos.

Reconocimiento y aprecio

La retroalimentación es esencial para el correcto funcionamiento de un equipo de alto

rendimiento. El empleo del feedback rápido y sistemático garantiza la primera ley

básica de la comunicación: la comprensión del mensaje.

Moral
Con el cumplimiento de estos puntos se consigue elevar la moral del equipo. Los

participantes se sienten motivados, al tener el convencimiento de que el desempeño de

su papel es un engranaje clave para que la maquinaria funcione. Los miembros se

muestran ilusionados con el trabajo. O del equipo y se sienten orgullosos de pertenecer

a él.

Formación

En esta fase, se evalúan las normas del equipo para intentar definir los límites de sus

tareas.

Agitación

En esta segunda etapa, aparecen fricciones, debido a que cada integrante intenta

posicionarse en el equipo. Surgen las primeras complicaciones y surgen las primeras

diferenciaciones de carácter entre sus miembros y las tensiones entre ellos.

Normalización

Es la fase del cambio. En ella, se desarrolla la interdependencia dentro del grupo y los

miembros muestran buena voluntad para expresar sus opiniones e ideas

constructivamente. Los participantes están obligados a entenderse, si quieren sacar el

proyecto adelante. El proyecto va avanzando, lo que posibilita recuperar el optimismo.

Realización

Agotamiento Se empieza a perder ilusión en el proyecto, lo que implica un receso en el

rendimiento. Es el momento de cerrarlo y mantener solamente a las personas necesarias

para acabar el trabajo.


CINCO LECCIONES APRENDIDAS

1.  comunicación fluya libremente.

2. Confiar en sí mismo y capacidades

3. la responsabilidad

4. aprender a escuchas a los demás

5. Liderar con acciones


Bibliografías

https://www.cerem.es/blog/modelo-perform-herramienta-para-desarrollar-equipos-de-alto-

rendimiento

https://www.forbes.com.mx/cinco-rasgos-de-los-equipos-de-alto-desempeno/

https://www.bizneo.com/blog/equipos-de-alto-rendimiento/

https://coworkingfy.com/equipos-de-alto-rendimiento/

También podría gustarte