Está en la página 1de 13

FACULTAD DE INGENIERÍA- GESTIÓN DE SEGURIDAD Y SALUD EN EL TRABAJO

LABORATORIO FACTOR DE RIESGO FÍSICO DE RUIDO

ANA MARIA SAAVEDRA GUEVARA, DANIELA TERESA YANDUN


QUINTERO, VALENTINA PEREZ, NICOLLE GARCIA, LEYDI VIVIANA
MENESES.

ana.saavedra@uao.edu.co
daniela.yandun@uao.edu.co
valentina.perez_bus@uao.edu.co
nicolle.garcia@uao.edu.co
leydi_viv.meneses@uao.edu.co

PRESENTADO A:
JOSE DIMAS VELASCO HERRERA

UNIVERSIDAD AUTÓNOMA DE OCCIDENTE


FACULTAD DE INGENIERÍA
SANTIAGO DE CALI
202

1
TABLA DE CONTENIDO

1. INTRODUCCIÓN

2. OBJETIVOS

3. MARCO TEÓRICO

4. RESULTADOS

5. INFORME

6. CONCLUSIONES Y RECOMENDACIONES

7. BIBLIOGRAFÍA

2
1. INTRODUCCIÓN

En el ámbito industrial los colaboradores están expuestos con frecuencia a


peligros, los cuales según el tiempo o la intensidad pueden generar
enfermedades y en ocasiones accidentes de tipo laboral.

Dentro de estos peligros se encuentra el factor de riesgo del ruido, el cual


forma parte de la rutina diaria a la que se enfrentan los colaboradores dentro de
la organización que si no se le presta la debida atención puede generar daños
irreparables en la salud.

Para prevenir daños en la salud asociados a este factor del ruido, existen
instrumentos que ayudan a determinar según el material sobre el cual se está
generando la perturbación la frecuencia y la intensidad, de esta forma permitirá
inferir sobre los posible métodos de mitigación o control del impacto que este
pueda ocasionar en los colaboradores basados en la normatividad vigente.

2. OBJETIVO

Determinar los niveles de presión sonora generada por una fuente interna o
externa con el fin de establecer la efectividad de absorción de los materiales y
los elementos de protección personal que se deben usar para mitigar el
impacto de la presión.

3
3. MARCO TEÓRICO

3.1. Ruido:

Se puede definir como todo aquel sonido desagradable y no deseado que


interfiere en la actividad humana y produce efectos adversos fisiológicos y
psicológicos, que interfieren con las actividades humanas de comunicación,
trabajo y descanso, los ruidos se pueden clasificar dependiendo de su variación
en el tiempo.

3.1.1. Ruido constante: es aquel cuyos niveles de presión sonora no


presentan oscilaciones y se mantiene relativamente constantes a través del
tiempo.

3.1.2. Ruido intermitente: es aquel en el cual se presentan subidas bruscas y


repentinas de la intensidad sonora en forma periódica.

3.1.3. Ruido de impacto: es aquel en el que se presentan variaciones rápidas


de un nivel de presión sonora en intervalos de tiempos menores.

3.1.4. Ruido fluctuante: es aquel ruido cuyo nivel de presión acústica


ponderado A oscilar más de 5 dB(A) a lo largo del tiempo de forma aleatoria.

3.1.5. Ruido periódico: es aquel cuyo nivel de presión acústica ponderado A


oscilar más de 5 dB(A) a lo largo del tiempo y cuya cadencia es cíclica

3.2. Legislación del factor de riesgo físico de ruido:

Resolución número 1792 de 1990 por la cual se adopta valores límites


permisibles para la exposición ocupacional al ruido, resolución 8321 de 1983
por la cual se dictan normas sobre protección y conservación de la audición de
la salud y el bienestar de las personas por causa de la producción y emisión de
ruidos, resolución 2400 de 1976 por el cual se establecen algunas
disposiciones sobre viviendas, higiene y seguridad en los establecimientos de
trabajo.

3.3. Concepto físico de onda sonora:

Una onda sonora es una onda expansiva que puede ser percibida por el oído
humano. La onda sonora se puede generar a partir del aparato fonador
humano, mediante máquinas, por animales, etc. y se puede propagar en
distintos medios. Estos medios pueden ser sólidos, líquidos o gaseosos. Las
ondas sonoras están sujetas a las leyes físicas fundamentales de ondas como
la reflexión, flexión, refracción y absorción. La velocidad con la que se
propagan las ondas depende del medio en el que se propaguen. En el aire, la
velocidad es de unos 330 metros por segundo mientras que en materiales
sólidos asciende a varios miles de metros por segundo. El margen de
frecuencia audible del ser humano se encuentra entre 20 y 20000 Hz. El sonido
fuera de este margen se denomina ultrasonido o infrasonido. Las ondas de
sonido no se pueden propagar en el vacío, ya que necesitan de un medio para

4
hacerlo. Eso es precisamente lo que las diferencia, por ejemplo, de las ondas
electromagnéticas.

3.4. Métodos y características físicas de materiales:

3.4.1 Sonómetro: es un instrumento, normalmente portátil, diseñado para


medir niveles sonoros de forma normalizada. Responde al sonido
aproximadamente del mismo modo que el oído humano y proporciona medidas
objetivas y reproducibles de los niveles de presión sonora.

3.4.2. Generador de sonido: Un generador de audio es un dispositivo que


genera una señal senoidal de frecuencia comprendida entre 20 Hz y 200 kHz
(aunque el límite de audición humana es 20kHz). Un generador de funciones
genera señal de diente de diente de sierra, rectangular o senoidal de 20 Hz a
200kHz.

3.4.3. Dosímetro: es un instrumento de medición de dosis absorbida (como


dosis equivalente) en un contexto de protección radiológica.

3.5. Grado de riesgo: puede determinar el valor obtenido según la matriz de


riesgo si es trivial, tolerable, moderado, importante o intolerable. Si el resultado
es importante o intolerable se recomienda proponer acciones de control
adicionales.

3.6. Desarrollo de cálculos matemáticos asociados a los decibeles:

Los decibelios son unidades de medida relativas, a diferencia de los milivatios


que constituyen unidades absolutas.

El decibelio (dB) es 10 veces el logaritmo decimal del cociente de dos valores


de una variable. El decibelio usa el logaritmo para permitir que relaciones muy
grandes o muy pequeñas puedan ser representadas con números
convenientemente pequeños. En una escala logarítmica, la referencia nunca
puede ser cero porque ¡el logaritmo de cero no existe!

Dado que el sonido produce variaciones de la presión del aire debido a que
hace vibrar sus partículas, las unidades de medición del sonido podrían ser las
unidades de presión, que en el sistema internacional es el Pascal (Pa).

Sin embargo, el oído humano percibe variaciones de presión que oscilan entre
20µPa y 100 Pa, es decir, con una relación entre ellas mayor de un millón a 1,
por lo que la aplicación de escalas lineales es inviable. En su lugar se utilizan

5
las escalas logarítmicas cuya unidad es el decibel (dB) y tiene la siguiente
expresión:

Siendo:

N: Número de decibeles.

R: Magnitud que se está midiendo.

Ro: Magnitud de referencia.

3.7 Potencia sonora presión acústica:

3.7.1 Potencia sonora: Es el ruido (la potencia LW en forma de onda de


presión comunicada al aire que circunda la máquina que lo produce) que
intrínsecamente emite esa máquina, sin importar entornos, distancias, etc.
Ayuda a comprender la diferencia entre potencia y presión acústicas la
comparación con lo que ocurre con un calefactor.

3.7.2 Presión acústica: Es la presión (LP) de la onda sonora. Evidentemente


esta presión cambia de un punto a otro por lo que el dato de presión acústica
debe complementarse siempre con la especificación del punto en el que se ha
medido. Vemos la diferencia fundamental entre ambos conceptos: la potencia
acústica debemos asociarla al ruido emitido por un equipo, mientras que la
presión acústica debemos asociarla al equipo y al punto de medición,
siguiendo con el símil del calefactor, la presión acústica sería equivalente a la
temperatura en un punto a una cierta distancia del calefactor. De la misma
forma que esta temperatura irá descendiendo conforme nos alejamos del
calefactor, la presión acústica irá disminuyendo al alejarse del equipo que
produce el ruido.

3.8. Métodos de control: Protección auditiva personal en la mayoría de los


casos esa protección se logra mediante el uso de protectores auditivos que son
dispositivos que actúan como barreras acústicas que disminuye la cantidad de
ruido que llega al oído interno. La capacidad de un dispositivo protector para
amortiguar (en decibeles) es la diferencia en el nivel medido de audición de un
observador con protectores auditivos o sin ellos (umbral de referencia) se
pueden clasificar en cuatro grupos.

6
3.8.1. Encerramiento: Está incorporado en un equipo que encierra totalmente
la cabeza. Un ejemplo típico es el casco que usa un astronauta. Son
adecuados para ser usados sólo en situaciones especiales como frente a
niveles de ruido muy altos, también para reducir el sonido transmitido por
conducción ósea y cuando es necesaria la protección de la cabeza contra
golpes o proyectiles.

3.8.2. Inserción auricular: Generalmente se conocen como tapones. Son


baratos, pero su vida útil es limitada: de sólo una vez y a varios meses de uso.
La tasa de atenuación que presenta este tipo se encuentra entre 22 y 23 dBA.
Existen tres clases de tapones moldeables, tapones pre moldeados, tapones
moldeados a la medida.

3.8.3. Súper auriculares: Sellan la abertura externa del canal auditivo para
obtener la atenuación del sonido. Son de un material blando, semejante al
caucho, que se sostiene en su lugar mediante una banda liviana o sostén que
lo sujeta a la cabeza. La tasa de atenuación está entre 22 y 23 dBA.

3.8.4. Circum auricular: Generalmente se les llaman orejeras y consisten en


dos dispositivos en forma de copa o de cúpula que cubren totalmente la oreja y
se adhieren al costado de la cabeza mediante una almohadilla adecuada. Las
copas se mantienen en posición mediante un soporte elástico o banda de
plástico que rodea la cabeza. La tasa de atenuación está entre 22 y 29 dB.

4. RESULTADOS

Primera parte

Cuadro 1. Niveles de absorción de los materiales

Material Nivel de presión Nivel de presión % De absorción


sonora sin sonora con
protección protección
(ANTES) (dB) (DESP.) (dB)

Metal 96,3 99,3 3%

Acrílico 96,3 81,3 -16%

Aglomerado 96,3 83,7 -13%

Fibra de vidrio 96,3 90,1 -6%

Icopor 96,3 95 -1%

Poliuretano 96,3 86 -11%

Fibra + Acrílico 96,3 71,1 -26%

7
Fibra + 96,3 78,3 -19%
Aglomerado

Tabla 1: Comportamiento de los materiales

Fuente. Datos de laboratorio de ruido

Segunda parte

Cuadro 2. Espectro de frecuencias.

Frecuencia 31,5 63 120 250 500 1000 2000 4000 8000


(Hz)

Nivel de 45 43 42,6 40,8 76,2 96,3 83,3 93 84


presión
sonora (dB
lineales)

Tabla 2: Nivel de Ruido VS Frecuencia


Fuente: datos de laboratorio de ruido

5. MATERIAL Y EQUIPO

5.1. Sonómetro digital: es un instrumento de medida que sirve para medir


niveles de presión sonora. En concreto, el sonómetro mide el nivel de ruido que
existe en un determinado lugar y en un momento dado. La unidad con la que
trabaja el sonómetro es el decibelio. Los sonómetros se suelen utilizar para
medir la contaminación acústica, es decir la cantidad de ruido que hay en un
lugar o que se desprende de la realización de una determinada actividad.

5.2 Trípode: Los trípodes son soportes de tres pies, esta configuración les
aporta el equilibrio necesario para diferentes aplicaciones. En un laboratorio,
por ejemplo, su función es sostener una rejilla de asbesto para calentar una
solución o secar un soluto o para sostener elementos de laboratorio que
contendrán reactivos o líquidos peligrosos.

5.3 Fuente de ruido: es aquella que produce un sonido indeseable para el ser
humano y que por lo tanto es perjudicial a su salud. Algunas de las fuentes
generadoras de ruido son la industria metalmecánica, tránsito aéreo,
construcción de edificios y obras públicas, equipos de sonidos fijos y tránsito de
automotores.

8
6. INFORME

A) Establecer los porcentajes de absorción de cada uno de los materiales


evaluados.

Materiales % de
absorción

Metal 3%

Acrílico -16%

Aglomerado -13%

Fibra de vidrio -6%

Icopor -1%

Poliuretano -11%

Fibra + Acrílico -265

Fibra + Aglomerado -19%

Tabla 3: porcentaje de absorción de los materiales


Fuente: datos de laboratorio de ruido

B) Graficar cada uno de los materiales evaluados VS el nivel de presión


sonora antes y después.

9
Grafica 1: Materiales vs nivel presion antes y después
Fuente: propia

C) Interpretar los resultados y analizar la gráfica desarrollada en el anterior


punto.

Una vida cotidiana ruidosa o un trabajo expuesto a altos niveles de ruido sin la
protección y las medidas preventivas adecuadas pueden desencadenar
accidentes y lesiones irreparables.

Los efectos del ruido se relacionan con la sordera temporal reversible, la fatiga
auditiva y la pérdida paulatina de la audición. Un síntoma común es el
cansancio o fatiga auditiva que se define como un descenso transitorio de la
capacidad auditiva. En este caso no hay lesión orgánica, y la audición se
recupera después de un tiempo de reposo sonoro, dependiendo de la
intensidad y duración de la exposición al ruido. Es la respuesta fisiológica de
protección del oído hacia sonidos de intensidad elevada, más de 90 db, que se
manifestaría en una elevación temporal del umbral de audición persistente
después de haber cesado la emisión del ruido.

Con base a la gráfica de materiales Vs nivel de presión antes y despues (dB),


obtuvimos que el nivel de presión sonora sin protección (ANTES)(dB) se
mantuvo constante en todos los materiales siendo de 96,3, a diferencia del
nivel de presión sonora con protección (DESP)(dB) que tuvo un pequeño
incremento y una variación en cada uno de los materiales estudiados, sin
embargo en ambos caso obtenemos que los niveles de presión sonora para
cada material generados por una fuente presentan más de 90 dB; lo que
significa que podrían llegar a causar una lesión auditiva por su alta intensidad.

D) Consultar catálogos de protectores auditivos y definir de acuerdo con el


espectro el tapón auditivo más adecuado.

Entre los protectores auditivos más comunes encontramos los


siguientes:

 Los tapones endoaurales para los oídos, se introducen en el oído,


pueden ser de distintos materiales. Son el tipo menos conveniente de
protección del oído, porque no protegen en realidad con gran eficacia del
ruido y pueden infectar los oídos si queda dentro de ellos algún pedazo
del tapón o si se utiliza un tapón sucio. No se debe utilizar algodón en
rama para proteger los oídos.

10
 Los protectores de copa protegen más que los tapones endoaurales de
oídos si se utilizan correctamente. Cubren toda la zona del oído y lo
protegen del ruido. Son menos eficaces si no se ajustan perfectamente o
si además de ellas se llevan lentes, debemos seleccionar la talla
adecuada es fundamental. Si son muy pequeños no se ajustan y se
pierden con facilidad, si son muy grandes causan incomodidad y dolor.
Sabiendo que la tendencia es seleccionar los tapones de talla muy
pequeña y que la de un oído puede ser diferente a la del otro, es
importante que el proceso deba ser acompañado por un especialista en
salud ocupacional.

E) Justifique la elección del protector auditivo desde el punto de vista


económico y técnico con los límites permisibles de exposición.

Como recomendación, puedo concluir que por motivos de costos es


recomendable usar tapones auditivos, pero por motivos de comodidad,
duración y seguridad es mejor invertir en orejeras como por ejemplo los
protectores de copa. Un par de orejeras son mucho más eficientes que
unos tapones auditivos.

11
7. CONCLUSIONES

 Es muy importante que las empresas brinden una capacitación a sus


colaboradores sobre el importante uso de los EPP, ya que son hechos
con para el bien de los colaboradores.

 Es de suma importancia identificar los diferentes factores de riego físico


de ruido en cualquier ámbito laboral, y poder realizar unos métodos de
control, donde se puedan minimizar la afectación de la salud de sus
colaboradores.

 Se debe tener en cuenta cual es el uso adecuado y para qué necesidad


se ajusta cada uno de los protectores auditivos para así mismo
saber cuál es el más indicado para que se pueda tener un ambiente
laboral en unas buenas condiciones donde el empleado no sufre
ninguna perturbación.

 En cuanto a la salud ocupacional, en Colombia no hay una normativa


local que disponga las condiciones mínimas de seguridad y salud de los
trabajadores relativas a la exposición al ruido. Para tal efecto, Colombia
se ajusta a las normas internacionales como la ANSI Z24.22 de 1957,
ANSI S3.19 de 1974, ANSI S12.6 de 1984 y ANSI S12.42 de 1995, que
son las normas que regulan los estándares en cuanto al nivel y calidad
de comportamiento de los protectores auditivos.

8. RECOMENDACIONES

● Controlar que el ruido de fondo no sea perturbador al realizar un trabajo


intelectual.
● Que sea posible trabajar en forma concentrada
● Que la comunicación entre los trabajadores no sea dificultosa por el
ruido que se genera por algunos equipos de trabajo o máquinas.
● Que sea posible escuchar los sistemas de alarma acústicos sin
dificultad.
● Sustituir piezas de metal por piezas de plástico más silenciosas.
● Impedir o disminuir el choque entre piezas y/o materiales.

12
● Emplear máquinas y materiales poco ruidosos

9. BIBLIOGRAFÍA

 Picerno A,H. Generadores de audio y defunciones, revista (49), fecha de


acceso [ 04 de mayo de 2021], disponible en:
https://www.apuntesdeelectronica.com/instrumentacion/generadore
s-de-audio-y-funciones.htm#:~:text=Un%20generador%20de
%20audio%20es,de%20audici%C3%B3n%20humana%20es
%2020kHz).

 Enciclopedia de salud y seguridad en el trabajo. OIT.-- 3ra. ed. -- Madrid:


España. Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales, 1998.

 Medida y Control del Ruido. Autores: Juan M. Ochoa Pérez, Fernando Bolaños
– Colección “Prodúctica” – Barcelona: España, fecha de acceso [ 04 de
mayo de 2021], disponible en:https://www.srt.gob.ar/wp-
content/uploads/2016/08/Guia_practica_2_Ruido_2016.pdf

13

También podría gustarte