Está en la página 1de 2

El Cine de Animación

El cine influye directamente en el inconsciente colectivo, va mucho más allá de la simple


entretención, pasa a traspasarnos información y puntos de vista que van formando parte del
contenido cultural de la sociedad, participan en la formación de identidades, abren puertas y
visiones al mundo, dan nuevas perspectivas de otros escenarios culturales. Además, las
películas entregan una forma de hacer pedagogía de una manera distinta a la tradicional
entregada en cualquier sala de clases convencional, abren espacios para entregar contenido y
nuevas formas de aprender a los niños y jóvenes.

La historieta, también llamado comic es considerado uno de los medios de expresión más
importantes de la cultura contemporánea. Nace al mismo tiempo que el cine (1895) y su
desarrollo tuvo que ver con la circulación de periódicos y alcanzó así gran difusión por los bajos
costos que involucraba su producción.

Su género tiene características muy marcadas y específicas, como contener imágenes fijar, dar
gran importancia a las acciones específicas, su narrativa secuencial, técnicas similares a la
fotografía en cuanto a encuadre, composición, color, etc.

Con la aparición del cine y las historietas, se hizo presente la imagen con mucho más fuerza de
lo que venía en ámbitos artísticos como con la pintura, grabados, etc. Y esto significo que fue
mucho más cercano a la gente. A esta cercanía se sumaron los aportes del cine, que
entregaban una estructura secuencial a través de imágenes en movimiento y pasando a
presentar personajes de carne y hueso, con los que la gente podía identificarse y así tener una
cercanía aún más fuerte. En el caso de la televisión ocurrió lo mismo, entregando a través de
las telenovelas una historia en “pausas”, lo que mantenía al público pendiente de la historia, lo
que popularizó más estos medios nuevos de comunicación.

Una forma de transmitir al público una sensación de cercanía a lo que estaban viendo, era
mostrar personajes cercanos a la gente, personajes comunes, que los protagonistas de estas
historias fueran inspiradas en personas como cada uno de nosotros. Grandes ejemplos de esto
son: Mafalda y Patoruzú.

Antes de la aparición del cine, tuvo sus inicios el área de los dibujos animados, que a través de
los años y con distintos expositores fue mejorando su calidad y sus técnicas alcanzando
grandes desarrollos y perfeccionamiento pasando desde formas de producción un poco más
“análogas” a tecnologías mucho más especializadas.

De las ramas de los dibujos animados se desprenden y especializan otros estilos de realización
en cuanto a esta área, una de estas son los animés japoneses. Este estilo de animación tiene
diversos temas, ya sean con contenido dramático, románticos, humorístico, etc. Este estilo se
caracteriza por tomar realidades sociales de los contextos culturales japoneses y orientales en
general. Esta rama de animación ha ido creciendo considerablemente a través de los años,
siendo cada vez mayor su número de seguidores, llegando incluso a realizar largometrajes de
éxito.

Todos estos medios de expresión como son el cine, la televisión, las historietas, dibujos
animados en sus distintas expresiones, tienen como parte fundamental la narrativa de las
historias que se trazan en estas prácticas. La narrativa se encarga de ir hilando una historia,
situándonos en el contexto y describiéndonos las características y aspectos culturales de lo
que estamos viendo.

Intereses relacionados