Está en la página 1de 30

INTRODUCCIÓN A LA NEUMÁTICA

PRÁCTICA
¿QUE PUEDE HACER LA NEUMÁTICA?

• Introducción

PROPIEDADES DEL AIRE COMPRIMIDO

• Disponibilidad
• Almacenamiento
• Simplicidad de diseño y control
• Elección de movimiento
• Economía
• Fiabilidad
• Resistencia al entorno
• Limpieza del entorno
• Seguridad
• Inversión Inicial
• Ruido
• Fuerza
• Velocidad

http://www.sapiensman.com/neumatica/neumatica_hidraulica12.htm

INTRODUCCIÓN A LA NEUMÁTICA PRÁCTICA

Un sistema de potencia fluida es el que transmite y controla la energía


por medio de la utilización de líquido o gas presurizado.

En la neumática, esta potencia es aire que procede de la atmósfera y


se reduce en volumen por compresión, aumentando así su presión.

El aire comprimido se utiliza principalmente para trabajar actuando


sobre un émbolo o paleta.

Aunque esta energía se puede utilizar en muchas facetas de la


industria es el campo de la neumática industrial el que nos ocupa.

La utilización correcta del control neumático requiere un conocimiento


adecuado de los componentes neumáticos y de su función para
asegurar su integración en un sistema de trabajo eficiente.

Aunque normalmente se especifique el control electrónico usando un


secuenciador programable u otro controlador lógico, sigue siendo
necesario conocer la función de los componentes neumáticos en este
tipo de sistema.

Este libro trata de la tecnología de los componentes de sistemas de


control, describe tipos y características de diseño de equipos de
tratamiento de aire, actuadores y válvulas, métodos de interconexión
y presenta los circuitos neumáticos fundamentales.

¿ QUE PUEDE HACER LA NEUMÁTICA ?

Las aplicaciones del aire comprimido no tiene límites: desde la


utilización, por parte del óptico, de aire a baja presión para comprobar
la presión del filtro en el ojo humano, a la multiplicidad de
movimientos lineales y rotativos en máquinas con procesos robóticos,
hasta las grandes fuerzas necesarias para las prensas neumáticas y
taladros neumáticos que rompen el hormigón.

La breve lista y los diagramas indicados más abajo sirven solamente


para indicar la versatilidad y variedad del control neumático en
funcionamiento en una industria en continua expansión.

• Accionamiento de válvulas de sistema para aire, agua o


productos químicos.
• Accionamiento de puertas pesadas o calientes.
• Descarga de depósitos en la construcción, fabricación de acero,
minería e industrias químicas.
• Apisonamiento en la colocación de hormigón.
• Elevación y movimiento en máquinas de moldeo.
• Pulverización de la cosecha y accionamiento de otros equipos
del tractor.
• Pintura por pulverización.
• Sujeción y movimiento en el trabajo de la madera y la
fabricación de muebles.
• Montaje de planillas y fijaciones en la maquina de ensamblado y
máquinas herramientas.
• Sujeción para encolar, pegar en caliente o soldar plásticos.
• Sujeción para soldador fuerte y normal.
• Operación de conformado para curvado, trazado y alisado.
• Máquinas de soldadura fuerte y normal.
• Ribeteado.
• Accionamiento de cuchillas de guillotina.
• Máquinas de embotellado y envasado.
• Accionamiento y alimentación de maquinaria para trabajar la
madera.
• Plantillas de ensayo.
• Máquinas herramientas, mecanizado o alimentación de
herramientas.
• Transportadores de componentes y materiales.
• Robots neumáticos.
• Calibrado automático.
• Extracción del aire y elevación por vacío de placas finas.
• Tornos de dentista.
• y mucho más...

PROPIEDADES DEL AIRE COMPRIMIDO

Algunas razones importantes para la extensa utilización del aire


comprimido en la industria son:

Disponibilidad
Muchas fabricas e instalaciones industriales tienen un suministro de
aire comprimido en las áreas de trabajo y compresores portátiles que
pueden servir en posiciones más alejadas.

Almacenamiento
Si es necesario, se puede almacenar fácilmente en grandes
cantidades.

Simplicidad de diseño y control


Los componentes neumáticos son de configuración sencilla y se
montan fácilmente para proporcionar sistemas automatizados
extensos con un control relativamente sencillo.

Elección del movimiento


Ofrece un movimiento lineal o rotación angular con velocidades de
funcionamiento fijas continuamente variables.

Economía
La instalación tiene un costo relativamente bajo debido al costo
modesto de los componentes. También el mantenimiento es poco
costoso debido a su larga duración con apenas averías.

Fiabilidad
Los componentes neumáticos tienen una larga duración que tiene
como consecuencia la elevada fiabilidad del sistema.

Resistencia al entorno
A este sistema no le afectan ambientes con temperaturas elevadas,
polvo o atmósferas corrosivas en los que otros sistemas fallan.

Limpieza del entorno


Es limpio y, con un adecuado tratamientos de aire en el escape, se
puede instalar según las normas de “Cuarto limpio”.

Seguridad
No presenta peligro de incendio en áreas de riesgo elevado y el
sistema no está afectado por la sobrecarga, puesto que los actuadores
se detienen o se sueltan simplemente. Los actuadores neumáticos no
producen calor.

Inversión inicial
El costo de los componentes neumáticos puede considerarse un poco
elevado con respecto a otros sistemas (principalmente los eléctricos).
La diferencia radica en la fiabilidad y duración, esto aunado al casi
nulo mantenimiento, resulta una buena inversión.

Fig. 1. Relación entre el costo para las impulsiones eléctrica y


neumática.

Las siguientes propiedades podrían clasificarse como desventaja, en


comparación con otros sistemas de transmisión de energía.

Ruido
Básicamente este inconveniente se presenta en el compresor, ya que
a un metro de distancia produce un nivel de 75 dB.

Fuerza
Los rangos de fuerza en los equipos neumáticos se encuentran entre
los 9.81 N y los 29430 N.

Velocidad
Comparado con sistemas eléctricos, los equipos neumáticos resultan
lentos ya que la Velocidad de desarrollo es hasta 1500 mm/seg.
EL SISTEMA NEUMÁTICO BÁSICO
EL SISTEMA DE PRODUCCIÓN DEL AIRE

• Compresor
• Motor eléctrico
• Presostato
• Válvula anti-retorno
• Depósito
• Manómetro
• Purga automática
• Válvula de seguridad
• Secador de aire refrigerado
• Filtro de línea

EL SISTEMA DE COSUMO DE AIRE

• Purga de aire
• Purga automática
• Unidad de acondicionamientod e aire
• Válvula direccional
• Actuador
• Controladores de velocidad

EL SISTEMA NEUMÁTICO BÁSICO

Los cilindros neumáticos, los actuadores de giro y los motores de aire


suministran la fuerza y el movimiento a la mayoría de los control
neumático para sujetar, mover, formar y procesar el material.

Para accionar y controlar estos actuadores, se requieren otros


componentes neumáticos, por ejemplo unidades de
acondicionamiento de aire para preparar el aire comprimido y válvulas
para controlar la presión, el caudal y el sentido del movimiento de los
actuadores.

Un sistema neumático básico, ilustrado en la figura 2.1 se compone


de dos secciones principales:

• El sistema de producción.
• El sistema de consumo del aire.
Figura 2.1 El Sistema Neumático Básico

SISTEMA DE PRODUCCIÓN DE AIRE

Las partes componentes y sus funciones principales son:

1.- Compresor
El aire tomado a presión atmosférica se comprime y entrega a presión
más elevada al sistema neumático. Se transforma así la energía
mecánica en energía neumática.

2.- Motor eléctrico


Suministra la energía mecánica al compresor, transforma la energía
eléctrica en energía mecánica.

3.- Presostato
Controla el motor eléctrico detectando la presión en el depósito. Se
regula a la presión máxima a la que desconecta el motor y a la
presión mínima a la que vuelve a arrancar el motor.

4.- Válvula anti-retorno


Deja el aire comprimido del compresor al depósito e impide su retorno
cuando el compresor está parado.

5.- Depósito
Almacena el aire comprimido. Su tamaño está definido por la
capacidad del compresor. Cuanto más grande sea su volumen, más
largos son los intervalos entre los funcionamientos del compresor.

6.- Manómetro
Indica la presión del depósito.

7.- Purga automática


Purga toda el agua que se condensa en el depósito sin necesidad de
supervisión.

8.- Válvula de seguridad


Expulsa el aire comprimido si la presión en el depósito sube encima de
la presión permitida.

9.- Secador de aire refrigerado


Enfría el aire comprimido hasta pocos grados por encima del punto de
congelación y condensa la mayor parte de la humedad del aire, lo que
evita tener agua en el resto del sistema.

10.- Filtro de línea


Al encontrarse en la tubería principal, este filtro debe tener una caída
de presión mínima y la capacidad de eliminar el aceite lubricante en
suspensión, sirve para mantener la línea libre de polvo, agua y aceite.

SISTEMA DE CONSUMO DE AIRE

1.- Purga del aire


Para el consumo, el aire es tomado de la parte superior de la tubería
para permitir que la condensación ocasional permanezca en la tubería
principal; cuando alcanza un punto bajo, una salida de agua desde la
parte inferior de la tubería irá a una purga automática eliminando así
el condensado.

2.- Purga automática


Cada tubo descendiente debe de tener una purga en su extremo
inferior. El método más eficaz es una purga automática pie impide
que el agua se quede en el tubo en el caso en que se descuide la
purga manual.

3.- Unidad de acondicionamiento del aire


Acondiciona el aire comprimido para suministrar aire limpio a una
presión óptima y ocasionalmente añade lubricante para alargar la
duración de los componentes del sistema neumático que necesitan
lubricación.

4.- Válvula direccional


Proporciona presión y pone a escape alternativamente las dos
conexiones del cilindro para controlar la dirección del movimiento.

5.- Actuador
Transforma la energía potencial del aire comprimido en trabajo
mecánico. En la figura se ilustra un cilindro lineal. pero puede ser
también un actuador de giro o una herramienta neumática, etc.

6.- Controladores de velocidad


Permiten una regulación fácil y continua de la velocidad de
movimiento del actuador.

Estos componentes se ilustrarán con más detalle en los apartados del


4 al 7, tras estudiar la teoría del aire comprimido. Es imprescindible
para comprender qué pasa en un sistema neumático.

TEORÍA DEL AIRE COMPRIMIDO


UNIDADES

• Unidades de medida del Sistema Internacional


• Unidades no métricas
• Presión

PROPIEDADES DE LOS GASES

• Transformación isotérmica (Ley de Boyle)


• Transformación isobárica (Ley de Gay Lussac)
• Transformación isocórica
• Transformación adiabática
• Volumen estándar
• Gasto volumétrico
• Humedad del aire
• Presión y flujo

TEORÍA DEL AIRE COMPRIMIDO

UNIDADES

Para la aplicación práctica de los accesorios neumáticos, es necesario


estudiar las leyes naturales relacionadas con el comportamiento del
aire como gas comprimido y las medidas físicas que se utilizan
normalmente.
El sistema Internacional de unidades está aceptado en todo el mundo
desde 1960, pero EE.UU., el Reino Unido y Japón siguen utilizando en
gran medida el Sistema legal de pesas y medidas.

Unidad
Magnitud Símbolo Nombre
SI
1. UNIDADES BÁSICAS
Masa m kg. kilogramo
Longitud s m metro
Tiempo t s segundo
Temperatura
T 2 °K Grado Kelvin
Absoluta
Temperatura Grado Celsius O °C =
t,0 2 °C
(Celsius) 273.16 °K
2. UNIDADES COMPUESTAS
Radio r m metro
, β, τ, δ, ε,
Ángulo 1 radian (m/m)
ω
Área, Sección A.S m2 metro cuadrado
Volumen V m3 metro cúbico
Velocidad v m s-1 metro por segundo
Velocidad angular W s-1 radianes por segundo
metro por segundo por
Aceleración a m s-2
segundo
Inercia J m2 kg.
Fuerza F N Newton
Peso G N Aceleración de la gravedad
Trabajo W J Joule = metro Newton
Energía E.W J Joule
Energía cinética E.W J Joule
Momento de
M J Joule
torsión
Potencia P W Watt
3. RELACIONADAS CON EL AIRE COMPRIMIDO
Presión P Pa Pascal
Volumen estándar Vn m3 n metro cúbico estándar
metros cúbicos estándar
Gasto volumétrico Q m3 n s-1
Segundo
Energía, trabajo E:W N • m Joule
Potencia P W watio

Tabla 3.1 Unidades SI utilizadas en los accesorios neumáticos


Para numerar las unidades por potencia de diez, más grandes o más
pequeñas que las unidades arriba indicadas, fue acordada una serie
de preposiciones que se ilustran a continuación:

Potencia Preposición Símbolo Potencia Preposición Símbolo


10-1 Deci d 101 Deka da
10-2 Centi c 102 Hecto h
10-3 Mili m 103 Kilo k
10-6 Micro µ 106 Mega M

Tabla 3.2 Preposición para potencias de diez

UNIDADES NO MÉTRICAS

La tabla que viene a continuación ilustra una comparación entre el


sistema métrico (ISO) y el sistema legal de pesas y medidas.

Factor Factor (I)


Magnitud Métrico (m) Ingles (I)
(m) a (I) a (m)
Masa Kg libra 2.205 0.4535
G onza 0.03527 28.3527
Longitud M pie 3.281 0.3048
M yarda 1.094 0.914
Mm pulgada 0.003937 25.4
(°F-
Temperatura °C °F 1.8 °C+32
32)/1.8
Área, Sección m2 pie cuadr. 10.76 0.0929
cm2 pulg Cuadr. 0.155 6.4516
Volumen m3 yarda cub. 1.308 0.7645
cm3 pulg. cub 0.06102 16.388
dm3 pie cúbico 0.03531 28.32
Gasto pie
m3/min. 35.31 0.02832
Volumétrico cub./min.
pie
dm3/min.(l/min.) 0.03531 28.32
cub./min.
f. en libras
Fuerza N 0.2245 4.4484
(lbf)
Presión Bar lbf/lib pulg 14.5 0.06895
cuad. (psi)

Tabla 3.3 Unidades no métricas

PRESIÓN

Es necesario notar que la unidad ISO de presión es el Pascal (Pa)

1 Pa = 1 N/m2 (Newton por metro cuadrado).

Esta unidad es extremadamente pequeña, así que para evitar trabajar


con números grandes, existe un acuerdo para utilizar el bar como
unidad de 100,000Pa, puesto que esta medida es más práctica para
utilización industrial.

100,000 Pa = 100 k Pa = 1 bar

Corresponde, con suficiente presión para fines prácticos, a kgf/cm2 y


kp/cm2 del sistema métrico.

Figura 3.4 Diferentes sistemas de indicación de presión

En el contexto de los accesorios neumáticos, una presión se considera


como presión relativa, es decir por encima de la presión atmosférica,
y denomina comúnmente presión manométrica (GA).

La presión se puede expresar también como presión absoluta (ABS),


es decir una presión relativa a un vacío total. En la tecnología del
vacío se utiliza una presión por debajo de la atmosférica, es decir bajo
presión.

Las diferentes maneras de indicar la presión se ilustran en la figura


3.4 utilizando como referencia una presión atmosférica estándar de
1013 mbar, hay que notar que este no es 1 bar, aunque para cálculos
neumáticos normales se puede ignorar la diferencia.

TEORÍA DEL AIRE COMPRIMIDO - II


PROPIEDADES DE LOS GASES

LA LEY DE BOYLE
“A temperatura constante, la presión de una masa dada de gas es
inversamente proporcional a su volumen”

Figura 3.5 Ilustración de la ley de Boyle

Si el volumen V1 = 1 m3 a una presión absoluta de 100 kPa (1 bar


ABS) se comprime a temperatura constante a un volumen V2 = 0.5
m3, entonces:

es decir,
Nuevamente, si el volumen V1 a 100 kPa se comprime a V3 = 0.2 m3,
entonces la presión resultante :

LEY DE CHARLES
“A presión constante, una masa de gas dada aumenta en volumen a
razón de 1/273 de su volumen por cada grado Celsius de aumento de
temperatura”.

LEY DE GAY LUSSAC


“A presión constante, el volumen de un gas aumenta en proporción a
la temperatura“, por lo tanto,

TRANSFORMACIÓN ISOCÓRICA
“Con un volumen constante, la presión es proporcional a la
temperatura”, por lo tanto,

(En las expresiones superiores se debe utilizar la escala de


temperatura Kelvin, es decir °C+ 273 = °K)

Las relaciones anteriores se combinan para proporcionar la “ecuación


general de los gases perfectos“.

Esta ley proporciona una de las bases teóricas principales para el


cálculo a la hora de diseñar o elegir un equipo neumático, cuando sea
necesario tener en cuenta los cambios de temperatura.

TRANSFORMACIÓN ADIABÁTICA
Las leyes anteriores se referían siempre a cambios lentos, con
solamente dos variables cambiando al mismo tiempo. En la práctica,
por ejemplo, cuando el aire entra en un cilindro, no tiene lugar un
camino de estas características, sino un cambio adiabático. La ley de
Boyle de p V = cte. cambia a p V k = cte.

El diagrama ilustra la diferencia con suficiente claridad. Vemos que


tenemos una pérdida de volumen cuando la presión aumenta
rápidamente. Nos encontramos nuevamente esta ley, cuando
hablemos acerca del consumo de los cilindros.

VOLUMEN ESTÁNDAR
Debido a las interrelaciones entre volumen, presión y temperatura, es
necesario referir todos los datos de volumen de aire a una unidad
estándarizada, el metro cubico estándar, que es la cantidad de 1.293
Kg. de masa de aire a una temperatura de 0 °C y una presión
absoluta de 760 mm. Hg. (101325 Pa).

GASTO VOLUMÉTRICO (Caudal)


La unidad básica para el gasto volumétrico “Q” es el Metro Cúbico
Normal por segundo (m3n/s). En la neumática práctica, los volúmenes
se expresan en términos de litros por minuto (l/min) o decímetros
cúbicos normales por minuto (dm3/min). La unidad no métrica
habitual para el gasto volumétrico es el “pie cúbico estándar por
minuto“ (scfm).
ECUACION DE BERNOULLI

Bernoulli dice:
“Si un líquido de peso específico P fluye horizontalmente por un tubo
de diámetro variable, la energía total en los puntos 1 y 2 es la
misma”.

O bien:

Esta ecuación se aplica también a los gases si la velocidad del flujo no


supera los 330 m/s aproximadamente.
Aplicaciones de esta ecuación son el tubo de Venturi y la
compensación del flujo en los reguladores de presión.

TEORÍA DEL AIRE COMPRIMIDO - III

HUMEDAD DEL AIRE

El aire de la atmósfera contiene siempre un porcentaje de vapor de


agua. La cantidad de humedad presente depende de la humedad
atmosférica y de la temperatura.

Cuando el aire atmosférico se enfría, alcanza cierto punto en que se


satura con la humedad. Esto se conoce como punto de condensación o
punto de rocío. Si el aire se enfría más, no retiene toda la humedad y
el sobrante se decanta como gotas en miniatura que forman un
líquido condensado.

La cantidad real de agua que puede ser retenida depende por


completo de la temperatura, 1 de aire comprimido es capaz de
retener sólo la misma cantidad de vapor de agua como 1 de aire a
presión atmosférica.

La tabla 3.6 abajo ilustra el número de gramos de agua por metro


cúbico para una amplia gama de temperatura, desde -40 °C hasta
+40 °C. La línea en negrita se refiere al aire atmosférico con el
volumen a la temperatura en cuestión. La línea fina indica la cantidad
de agua por metro cúbico estándar. Todo consumo de aire se expresa
normalmente en volumen estándar, lo que hace innecesario el cálculo.

Para la gama de temperatura de las aplicaciones neumáticas, la tabla


de abajo proporciona los valores exactos. La primera mitad se refiere
a las temperaturas sobre cero, mientras que la parte inferior indica las
temperaturas bajo cero.

Las filas superiores muestran el contenido de un metro cúbico


estándar y las inferiores el contenido en un volumen de un a la
temperatura dada.

Temperatura
0 5 10 15 20 25 30 35 40
°C
g/ n
4.98 6.99 9.86 13.76 18.99 25.94 35.12 47.19 63.03
°(Estándar)
g/
4.98 6.86 9.51 13.04 17.69 23.76 31.64 41.83 54.108
(Atmosférico)

Temperatura
0 -5 -10 -15 -20 -25 -30 -35 -40
°C
g/ n
4.98 3.36 2.28 1.52 1.00 0.64 0.40 .025 0.15
°(Estándar)
g/
4.98 3.42 2.37 1.61 1.08 0.70 0.45 0.29 0.18
(Atmosférico)

Tabla 3.6 Saturación del aire por agua (Punto de condensación)

Humedad relativa

A excepción de condiciones atmosféricas extremas, como una


repentina caída de la temperatura, el aire atmosférico no se satura
nunca. El coeficiente entre el contenido real de agua y el del punto de
condensación se llama humedad relativa y se indica como porcentaje.

Ejemplo 1:

Temperatura 25 °C. h. r. 65% ¿Qué cantidad de agua hay en 1 ?

Punto de condensación 25 °C = 24 g/ x 0.65 = 15.6 g/ .

Cuando el aire se comprime, su capacidad para contener humedad en


forma de vapor es sólo la de su “volumen reducido“. Por lo tanto, a
menos que la temperatura suba substancialmente, el agua será
expulsada mediante condensación.

Ejemplo 2:

10 de aire atmosférico a 15° y 65% de humedad relativa se


comprime a 6 bares de presión manométrica. Se modifica la
temperatura hasta alcanzar los 25° ¿Cuanta agua se condensará?

De la tabla 3.6 : A 15 °C, 10 de aire pueden contener un máx. de


13.04 g/ x 10 = 130.4 g; al 65 % de h. r. el aire contendrá 130.4 x
0.65 = 84.9 g (a).

De la tabla 3.6: 1.44 a 25 °C puede retener un máximo de 23.76 g


x 1.44 = 34.2 g (b).

La condensación es igual a la cantidad de total de agua en el aire,


menos el volumen que el aire comprimido puede absorber; así de (a)
y (b), al comprimir el aire 84.9 - 34.2 = 50.6 g de agua condensada.

Esta agua de condensación debe de eliminarse antes de que se


distribuya el aire comprimido, para evitar efectos nocivos sobre los
componentes del sistema neumático.
Figura 3.7 Puntos de condensación desde -30 °C hasta
aproximadamente +80 °C. La curva en negrita indica los puntos de
saturación de un metro cúbico a la temperatura relacionada y la línea
fina al volumen estándar

RESIÓN Y CAUDAL

La relación más importante para los componentes neumáticos es la


que existe entre presión y caudal.

Si no existe circulación de aire, la presión en todos los puntos del


sistema será la misma, pero si existe circulación desde un punto hasta
otro, ésta querrá decir que la presión en el primer punto es mayor
que en el segundo punto, es decir, existe una diferencia de presión.
Esta diferencia depende de tres factores:

• La presión inicial.
• El caudal de aire que circula.
• La resistencia al flujo existente entre ambas zonas.
La resistencia a la circulación de aire es un concepto que no tiene
unidades propias (como el ohmio en electricidad) sino que en
neumática se usa el concepto opuesto, es decir, conceptos que
reflejan la facilidad o la aptitud de un elemento para que el aire
circule a través de él, el área de orificio equivalente “S“ o el “Cv“ o el
“Kv“.

La sección de orifico equivalente “S” es expresada en mm y


representa el área de un orificio sobre pared delgada que crea la
misma relación entre presión y caudal que el elemento definido por él.

Estas relaciones son en cierta manera, similares a la electricidad,


donde “Diferencia de Potencial = Resistencia x Intensidad“. Esto
trasladado de alguna forma a la neumática, sería “Caída de presión =
Caudal x Área efectiva“, solo que, mientras que las unidades
eléctricas son directamente proporcionales, esta relación para el aire
es bastante más compleja y nunca será simplemente proporcional.

En electricidad una corriente de un amperio (1A), crea sobre una


resistencia de un Ohmio una tensión de un voltio (1 V). Esto se
cumple bien sea desde 100V a 99V o desde 4V a 3V. En cambio, una
caída de presión a través del mismo objeto y con el mismo caudal,
puede variar con la presión inicial y también con la temperatura.
Razón, la compresibilidad del aire.

Para definir uno de los cuatro datos interrelacionados que han sido
mencionados, a partir de los otros tres, nosotros necesitamos el
diagrama que se muestra a continuación:

Fig. 3.8 Diagrama en el que se muestra las relaciones entre presión y


flujo para un
orificio con una sección equivalente a 1

El triángulo de la esquina inferior derecha marca el rango del “flujo a


velocidad sónica“, cuando el caudal de aire alcanza una velocidad
cercana a la del sonido. En este caso, el caudal ya no se puede
incrementar independiente de la diferencia de presión que pueda
existir entre la entrada y la salida. Como puede verse, las curvas en
esta zona, caen verticalmente.

Esto supone que el caudal no depende de la diferencia de presión sino


de la presión de entrada.

Uso del diagrama

La escala de presión en la izquierda indica la presión de entrada como


la salida. La primera línea vertical de la izquierda representa el caudal
cero y evidentemente, la presión en la entrada y la salida; las
diferentes curvas para las presiones de entrada desde 1 hasta 10 bar,
indican como varía la presión de salida con el incremento del caudal.

Ejemplo 1.

- Presión de entrada de 6 bar.

• Caída de presión de 1 bar


• Presión de salida 5 bar.

Seguimos la línea que parte de 6 hasta que corta la horizontal del


nivel de 5 bar. Desde este punto, nosotros seguimos la línea a trazos
que baja verticalmente hasta la escala de caudales, en la que
obtenemos un valor de 55 l/min. Esta situación concreta define lo que
se ha llamado el “volumen de flujo estándar (Qn)“, un valor
encontrado en los catálogos para una rápida comparación de la
capacidad de caudal de otras válvulas.

El caudal obtenido en este diagrama es para un elemento (válvula,


conexión, tubería, etc.) con una sección equivalente “S” de 1 . Si el
elemento en cuestión tiene, según catálogo, una “S“ de 4.5 , el
caudal real será 4.5 veces mayor. En este caso 4.5 x 54.44 = 245
l/min.

Ejemplo 2.

Dado un elemento con una sección equivalente “S“ de 12 , con una


presión de alimentación de 7 bar y un consumo de aire de 600 l/min.
¿Qué presión obtendremos a la salida?
Un caudal de 600 l/min. con una sección equivalente de 12 ,
corresponde a un caudal de 50 l/min. por cada de sección
equivalente (necesitamos esta conversión para utilizar el diagrama de
la figura 3.8). Seguimos ahora la curva que comienza en 7 bar hasta
que corta la línea vertical de 50 l/min. de Qn. A partir de este punto,
seguimos la línea horizontal hasta la escala de presiones y obtenemos
un valor de 6.3 bar.

Formulario:

Cuando se requiera un cálculo mas exacto que el que pueda ser


obtenido en este diagrama, el caudal puede ser calculado con alguna
de las dos fórmulas siguientes:

Un vistazo al diagrama de la Fig. 3.8. nos lo pueden aclarar y


lógicamente, deben existir dos fórmulas diferentes para los rangos de
“flujo sónico“ y para los rangos de “flujo subsónico“. La frontera entre
el flujo sónico y el subsónico viene establecida por las siguientes
fórmulas:

El caudal Q vendría dado por las siguientes fórmulas:

Flujo subsónico:

Flujo sónico:

Siendo presiones relativas o manométricas.

Vea como un sistema neumático nunca funcionará de forma


satisfactoria en condiciones de flujo sónico ya que, por ejemplo, de
una presión de alimentación de 6 bar no quedarían nada más que 2.7
bar para trabajar.

Ejemplo:

Calculamos el flujo del ejemplo 2 asumiendo una presión de trabajo


de 7 bar y una presión de salida de 6.3, con una sección equivalente
“S“ de 12 para el sistema de válvula y tuberías:
Este dato nos muestra que la precisión del diagrama es suficiente
para uso práctico en neumática.

COMPRESION Y DISTRIBUCION DEL AIRE

COMRESORES

• Compresor alternativo
• Compresor rotativo
• Capacidad normal del compresor

ACCESORIOS DEL COMPRESOR

• Depósito
• Filtro de entrada

DESHIDRATACIÓN DEL AIRE

• Post-enfriadores
• Secadores

DISTRIBUCIÓN DEL AIRE

• Final en línea abierta y conducto principal en anillo


• Líneas secundarias
• Selección del tamaño de los conductos principales de aire
• Materiales para la tubería

COMPRESIÓN Y DISTRIBUCIÓN DEL AIRE

COMPRESORES

Un compresor convierte la energía mecánica de un motor eléctrico o


de combustión en energía potencial de aire comprimido.

Los compresores de aire se dividen en dos categorías principales:


alternativos y rotativos.

Los tipos principales de compresores incluidos en estas categorías se


indican en la figura 4.1
Figura 4.1 Tipos principales de compresores utilizados en los sistemas
neumáticos

COMPRESORES ALTERNATIVOS

Compresor de émbolo de una etapa

El aire recogido a presión atmosférica se comprime a la presión


deseada con una sola compresión.

El movimiento hacia abajo del émbolo aumenta el volumen para crear


una presión más baja que la de la atmósfera, lo que hace entrar el
aire en el cilindro por la válvula de entrada.

Al final de la carrera, el émbolo se mueve hacia arriba, la válvula de


entrada se cierra cuando el aire se comprime, obligando a la válvula
de salida a abrirse para descargar el aire en el depósito de recogida.

Este tipo de compresor se utiliza generalmente en sistemas que


requieran aire en la gama de 3-7 bares.

Figura 4.2 Compresor de émbolo de una sola etapa

Compresor de émbolo de dos etapas

En un compresor de una sola compresión, cuando se comprime el aire


por encima de 6 bares, el calor excesivo que se crea reduce en gran
medida su eficacia. Debido a esto, los compresores de émbolo
utilizados en los sistemas industriales de aire comprimido son
generalmente de dos etapas.

Figura 4.3 Compresor de émbolo de dos etapas

El aire recogido a presión atmosférica se comprime en dos etapas


hasta la presión final.

Si la presión final es de 7 bares, la primera compresión normalmente


comprime el aire hasta aproximadamente 3 bares, tras lo cual se
enfría. Se alimenta entonces el cilindro de la segunda compresión que
comprime el aire hasta 7 bares.

El aire comprimido entra en el cilindro de segunda compresión a una


temperatura muy reducida, tras pasar por el refrigerador intermedio,
mejorando el rendimiento en comparación con una unidad de una sola
compresión. La temperatura final puede estar alrededor de 120 oC.

COMPRESION Y DISTRIBUCION DEL AIRE


II
Compresor de diafragma.

Los compresores de diafragma suministran aire comprimido seco


hasta 5 bares y totalmente libre de aceite, por lo tanto se utilizan
ampliamente en la industria alimenticia, farmacéutica y similares.

El diafragma proporciona un cambio en el volumen de la cámara, lo


que permite la entrada del aire en la carrera hacia abajo y la
compresión en la carrera hacia arriba.

Figura 4.4 Compresor de diafragma

COMPRESORES ROTATIVOS

Compresor rotativo de paleta deslizante

Este compresor tiene un rotor montado excéntricamente con una serie


de paletas que se deslizan dentro de ranuras radiales.

Al girar el rotor, la fuerza centrifuga mantiene las paletas en contacto


con la pared del estator y el espacio entre las paletas adyacentes
disminuye desde la entrada de aire hasta la salida, comprimiendo así
el aire.

Figura 4.5 Compresor de paleta

La lubricación y la estanqueidad se obtienen inyectando aceite en la


corriente de aire cerca de la entrada. El aceite actúa también como
refrigerante para eliminar parte del calor generado por la compresión,
para limitar la temperatura alrededor de 190 ºC.

Compresor de tornillo

Dos motores helicoidales engranan girando en sentidos contrarios. El


espacio libre entre ellos disminuye axialmente en volumen, lo que
comprime el aire atrapado entre los rotores (figura 4.6).

El aire lubrica y cierra herméticamente los dos tornillos rotativos. Los


separadores de aceite eliminan el mismo del aire de salida.

Con estas máquinas se pueden obtener caudales unitarios continuos y


elevados, de más de 400 m3/min a presiones superiores a 10 bares.

Este tipo de compresor, más que el compresor de paletas, ofrece un


suministro continuo libre de altibajos.

Figura 4.6 Principio del compresor de Tornillo

El tipo industrial de compresor de aire más común sigue siendo la


máquina alternativa, aunque los tipos de tornillo y paletas se están
usando cada vez mas.

CAPACIDAD NORMAL DEL COMPRESOR

La capacidad o salida de un compresor se indica como gasto


volumétrico estándar, en m3n/s o m3n/min, dm3n/s o litros/min. La
capacidad puede describirse también como volumen desplazado o
“volumen teórico de entrada“, un concepto teórico. Para un compresor
de émbolo, se basa en:

Q (l/min) = área del émbolo en dm2 x longitud de carrera en dm x


número de cilindro de primera etapa x rpm.

En el caso de un compresor de dos etapas, se considera sólo el


cilindro de primera etapa.

El suministro efectivo es siempre inferior debido a las pérdidas


volumétricas y térmicas.

La pérdida volumétrica es inevitable, puesto que no es posible


descargar la totalidad del aire comprimido del cilindro al final de la
carrera de compresión: queda algo de espacio, el llamado “volumen
muerto“.

La pérdida térmica se produce debido al hecho de que durante la


compresión el aire adquiere una temperatura muy elevada, por lo
tanto su volumen aumenta y disminuye cuando se enfría a
temperatura ambiente (ver la ley de Charles en el apartado 3).

Rendimiento volumétrico

expresado como porcentaje, se conoce como rendimiento volumétrico


y varía según el tamaño, tipo y fabricación de la máquina, número de
etapas y presión final. El rendimiento volumétrico de un compresor de
dos etapas es inferior a la del compresor de una sola etapa, puesto
que tanto los cilindros de la primera como los de la segunda etapa,
tienen volúmenes muertos.

Rendimientos térmico y global

Aparte de las pérdidas descritas anteriormente, existen también


efectos térmicos que bajan el rendimiento de la compresión del aire.
Estas pérdidas reducen aún más el rendimiento global dependiente
del coeficiente de compresión y de la carga. Un compresor, que
trabaja a capacidad casi total, acumula una gran cantidad de calor y
pierde rendimiento. En un compresor de dos etapas, el coeficiente de
compresión por etapa es inferior y el aire, comprimido parcialmente
en el cilindro de primera etapa, se enfría en un refrigerador
intermedio antes de ser comprimido a la presión final en el cilindro de
segunda etapa.

Ejemplo: Si se comprime el aire atmosférico absorbido por un cilindro


de la primera etapa a un tercio de su volumen, la presión absoluta a
la salida es de 3 bares. El calor desarrollado por esta compresión
relativamente baja es consiguientemente bajo. El aire comprimido
pasa al cilindro de segunda etapa, a través del refrigerador
intermedio, y nuevamente su volumen se reduce a un tercio. La
presión final es entonces de 9 bares abs.

El calor desarrollado al comprimir el mismo volumen de aire en una


sola compresión, directamente de la presión atmosférica a 9 bares
abs, sería mucho más elevado y se reduciría considerablemente el
rendimiento global.

El diagrama de la figura 4.7 compara los rendimientos globales típicos


de compresores de una y dos etapas, para varias presiones finales.

Para presiones finales bajas, es mejor un compresor de una etapa,


puesto que su rendimiento volumétrico es más elevado. Sin embargo,
con una presión final en aumento, las pérdidas térmicas son cada vez
más importantes y son preferibles los compresores de dos etapas, con
un rendimiento térmico más elevado.

Figura 4.7 Diagrama del rendimiento global

El consumo específico de energía es una medida del rendimiento


global y se puede utilizar para estimar el costo de producción del aire
comprimido. Como promedio, se puede estimar que se necesita un
kW de energía eléctrica para producir 120-150 l/min. ( = 0.12 ... 0.15
m3n/min/kW ) para una presión de trabajo de 7 bares.

Las cifras exactas deben de establecerse según el tipo y el tamaño del


compresor.