Está en la página 1de 5

Filezilla

Filezilla server es un programa gratuito para dotar a nuestro sistema Windows


de capacidades para la distribución de archivos por medio de FTP (File
Transfer Protocol). Forma parte del proyecto Filezilla, que incluye también una
herramienta cliente para hacer FTP, que ya comentamos en su día en otro
artículo de DesarrolloWeb.com. De modo que Filezilla es, tanto un programa
cliente de FTP, con el que nos podremos conectar con otros servidores para
descargar o subir ficheros, como un servidor de FTP, para que otras personas
puedan conectarse a nuestro PC y descargar o subir archivos a nuestra
máquina.

Filezilla Server está formado por dos partes. Una es un servicio Windows, que
permite a otras personas conectarse por FTP con nuestro equipo. La otra parte
consiste en un sistema de administración del servidor FTP, desde donde se
pueden crear usuarios, limitar el acceso a determinados directorios o arrancar y
parar el servicio, además gestionar de una larga lista de configuraciones
adicionales.

Seguridad en el servicio de FTP

Antes de continuar con este artículo, es importante hablar sobre la seguridad


de abrir la posibilidad de conectarse por FTP con nuestro ordenador. Con este
programa vamos a posibilitar que otras personas se conecten con nuestro PC y
eso hay que controlarlo bien.

Para empezar, si disponemos de un firewall (cortafuegos), tendremos que


asegurarnos que permita las conexiones por FTP entrantes, que tienen el
puerto por defecto 21. Lo general es que, si tenemos un firewall instalado,
cuando se realice la primera conexión con Filezilla Server desde otro equipo,
se nos pregunte si deseamos permitir esa conexión entrante. Entonces
tendremos que permitir el acceso y además memorizar la regla en el firewall
para que recuerde que este acceso está permitido.

Si tenemos el firewall de Windows instalado, deberíamos permitir esta conexión


desde las opciones de configuración del firewall, que se acceden desde el
panel de control de Windows.
Al administrar el servidor de FTP podemos crear usuarios con sus contraseñas
para regular el acceso a nuestros ficheros. De modo que, aunque un usuario
malicioso intente hacer FTP con nuestro sistema y el firewall se lo permita,
debería conocer el nombre de usuario y contraseña generados para poder
realizar el acceso.

Atentos a las actualizaciones que puedan publicarse de Filezilla, porque si se


detectan vulnerabilidades y aparecen nuevas versiones del programa, deberían
instalarse para asegurarnos de que ningún usuario explote esos agujeros de
seguridad. Hay que darse cuenta de que con este programa estamos
permitiendo el acceso al sistema de archivos de nuestro ordenador y esto es
una tarea delicada.

Instalación

Durante la instalación nos preguntará cómo deseamos que Filezilla Server se


comporte. Para empezar, debemos configurar el modo de inicio del servidor de
FTP. Lo habitual es que se inicie como un servicio de Windows al arrancar el
equipo, igual que lo hacen otros servidores que podemos tener configurados en
el ordenador.

También se debe introducir un puerto para las conexiones con el servidor


desde la herramienta de administración de Filezilla Server. El puerto que nos
propone por defecto es el 14147. En realidad es una buena opción. Lo
importante es que no interfiera con otros servicios dentro de nuestro equipo.

Luego, permite seleccionar si deseamos que el inicio del servicio para la


administración se realice con el login de cualquier usuario, si sólo se debe
iniciar con el login del usuario que ha instalado el programa o, por último, si se
debe iniciar manualmente.

Administración

Desde la herramienta de administración, a la que se accede a través del grupo


de programas que se ha creado para Filezilla Server durante la instalación
(icono etiquetado como "FileZilla Server Interface"), se puede configurar el
servidor de FTP con una gran cantidad de opciones.
Entre esas opciones, desde el menú de "settings", figuran algunas más o
menos útiles como:

• El puerto donde queramos que escuche el servidor de FTP


• El número de conexiones máximo
• Los tiempos de inactividad permitidos en las conexiones
• El mensaje de bienvenida
• Las direcciones IP desde donde está permitido o denegado el acceso.
• Los anchos de banda que puede utilizar el servidor de FTP
• Compresión de los archivos transferidos
• Otras cuestiones relacionadas con la seguridad...

En el menú de "users" se encuentran las opciones relacionadas con los


usuarios sobre los que se permite el acceso.
En la ventana de configuración de usuarios se pueden crear, con el botón "add"
o dar de baja, con el botón "remove", ambos a la derecha.

Luego, para cada usuario se pueden definir claves, pertenencia a un grupo,


conexiones permitidas, los directorios a los que se permite el acceso con sus
correspondientes permisos, velocidades de conexión, etc.

Una vez configurado el programa, ya podemos proporcionar nuestra dirección


IP, nombre de usuario y contraseña a nuestros amigos o compañeros de
trabajo para que puedan conectarse por FTP con nuestro ordenador.

IP fija o IP dinámica

En nuestra conexión a Internet podemos disfrutar de una IP fija o bien contar


con una IP dinámica. La IP dinámica digamos que es lo más habitual y consiste
en que, cada vez que se conecta con Internet, nos asignan una dirección IP
distinta. Por su parte, con una IP fija, en cada conexión que se realiza con
Internet, se mantiene la misma IP.

Si contamos con una IP fija, la dirección de nuestro servidor de FTP siempre


será la misma. Sin embargo, si tenemos una IP dinámica, la dirección de
nuestro servidor variará en cada conexión a Internet. En este último caso,
estaríamos en la necesidad de informar a nuestros amigos o compañeros de la
dirección IP de nuestra máquina, para que puedan hacer la conexión con la
dirección correcta en cada momento.

Hay una página que ofrece un servicio para redireccionar el nombre de un


dominio a la IP de nuestro servidor: El servicio en concreto se llama Dynamic
DNS y permite elegir entre más de 40 dominios distintos fáciles de recordar
para crear un alias de nuestra IP dinámica.

Posteriormente, podremos instalar un programa en nuestra máquina para que


cada vez que se realice una conexión con Internet se compruebe si la IP ha
cambiado y en ese caso, que se actualice el servicio de Dynamic DNS para
que apunte hacia la nueva IP.

Uno de estos programas que se pueden instalar en nuestra máquina, para


actualizar automáticamente la dirección IP de nuestro dominio, es DynDNS
Updater, que se puede descargar desde http://www.dyndns.org/support/clients

Para los que tengan IP fija, también puede resultarles interesantes los servicios
de DynDNS.org, pues podrán asociar su IP a un subdominio, sin el engorro de
tener que actualizar la IP del subdominio cada vez que cambie la IP de
conexión.

Conclusión

Como servidor de FTP para Windows, Filezilla Server es una interesante


opción, puesto que resulta sencillo de utilizar y de configurar. En muy poquitos
pasos podremos hacer que otras personas se conecten con nuestro sistema
para descargar archivos de nuestra máquina.

Todo esto con la ventaja de ser un software gratuito, que siempre es de


agradecer.

Cliente FTP

Cuando un navegador no está equipado con la función FTP, o si se quiere


cargar archivos en un ordenador remoto, se necesitará utilizar un programa
cliente FTP. Un cliente FTP es un programa que se instala en el ordenador del
usuario, y que emplea el protocolo FTP para conectarse a un servidor FTP y
transferir archivos, ya sea para descargarlos o para subirlos.

Para utilizar un cliente FTP, se necesita conocer el nombre del archivo, el


ordenador en que reside (servidor, en el caso de descarga de archivos), el
ordenador al que se quiere transferir el archivo (en caso de querer subirlo
nosotros al servidor), y la carpeta en la que se encuentra.

Algunos clientes de FTP básicos en modo consola vienen integrados en los


sistemas operativos, incluyendo Microsoft Windows, DOS, GNU/Linux y Unix.
Sin embargo, hay disponibles clientes con opciones añadidas e interfaz gráfica.
Aunque muchos navegadores tienen ya integrado FTP, es más confiable a la
hora de conectarse con servidores FTP no anónimos utilizar un programa
cliente.