Está en la página 1de 25

“Año del Bicentenario del Perú: 200 años de Independencia”

I.E “TUPAC AMARU”

TEMA:

ACOSO CALLEJERO

CURSO:
PROSESORA:
ALUMNO:
GRADO:
SECCION:
HUANCAYO-2021
DEDICATORIA
Este trabajo va dedicado al docente
del curso por apoyarnos para que
podamos cumplir las metas que nos
hemos propuesto.

2
INDICE
PÁG

CARATULA
DEDICATORIA
INDICE
INTRODUCCIÓN
ACOSO CALLEJERO 5
1. DEFINICIÓN 5
2 DEFINICIÓN DE ACOSO SEXUAL CALLEJERO 5
3. ¿POR QUÉ EL ACOSO SEXUAL CALLEJERO ES
6
VIOLENCIA?
4. ¿QUÉ PRÁCTICAS SON CONSIDERADAS ACOSO 6
SEXUAL CALLEJERO?
5. ¿POR QUÉ NO ES CULPA DE LAS VÍCTIMAS? 6
6. EFECTOS SOBRE LA SALUD EN VÍCTIMAS FEMENINAS 7
7. EFECTOS SOBRE LA SALUD EN VÍCTIMAS MASCULINAS 8
8. ACTITUDES PÚBLICAS 8
9 ACTIVISMO 8
10. ¿QUÉ DEBES HACER SI ERES VÍCTIMA DE ACOSO
SEXUAL CALLEJERO?
11. EL ACOSO CALLEJERO EN EL PERÚ 1
0
11.1. ACOSO CALLEJERO
11.2 HAY MUCHOS CASOS 1
1

1
1
11 .3 PAREMOS EL ACOSO CALLEJERO 1
1
3
11.4. MEDIDAS CORRECTIVAS 1
2
CONCLUSION
BIBLIOGRAFIA
ANEXOS

INTRODUCCIÓN

El acoso sexual es una acción de índole sexual que radica en


el asedio verbal y/o visual, que se reitera a pesar de dejar en
claro que cualquier insinuación no es bien recibida. Es un
fenómeno social de múltiples y diferentes dimensiones,
denunciado por distintas organizaciones e instituciones y
constatado por distintas investigaciones que han evidenciado la
existencia extensión y gravedad en el ambiente laboral.

Por lo que el acoso sexual es un comportamiento, no sólo


se reduce a una acción de índole sexual, sino que también
radica en el asedio verbal y visual, que se reitera luego de haber
dejado en claro que cualquier insinuación no es bien recibida.

La violencia contra la mujer es un problema que se ha


presentado desde los albores de la humanidad; en los grabados
prehistóricos es frecuente observar, entre otras situaciones de la
época, al homo sapiens masculino arrastrando a la mujer por su
larga cabellera. La violencia contra la mujer es una situación que
ha permanecido a lo largo de los tiempos con la complicidad de
la sociedad. Toda distinción, exclusión o restricción basada en el
sexo que tenga por objeto menoscabar el reconocimiento, goce
o ejercicio por la mujer, independientemente de su estado civil,

4
sobre la base de la igualdad del hombre y la mujer, de los
derechos humanos y libertades fundamentales, en las esferas
política, económica, social, cultural, civil o en cualquier esfera.

5
OBJETIVO

Objetivo general:

Esta investigación tiene como objetivo principal conocer la


percepción de seguridad de la mujer frente al hecho de
transitar por la calle de noche y sin compañía...

Objetivos específicos:

 Determinar cuáles son las percepciones de la mujer


cuando transita sola por la calle de noche.

6
HIPOTESIS
Partiendo de la hipótesis principal de que tanto
hombres como mujeres tienen cierto nivel de
sentimiento de inseguridad respecto al tránsito por la
calle sin compañía y durante la noche, trataremos de
demostrar (o desmentir) las siguientes hipótesis: El nivel
del sentimiento de inseguridad de las mujeres es mayor
que el de los hombres, El motivo de una mayor
inseguridad en mujeres que en hombres, es
precisamente su condición de mujer, por miedo a sufrir
un ataque de índole sexual. Dicho sentimiento es
adquirido durante la socialización desde el nacimiento, Y
no tanto motivado por el hecho de haber sido víctima de
acoso sexual callejero (es decir, que la persona en
cuestión haya sido atacada o alguien de su entorno
cercano haya sufrido algún ataque). La mayoría de
mujeres no considera este sentimiento como parte de la
denominada violencia de género. Creen que es
exagerado vincularlo con conceptos como violencia o
acoso sexual. Desconocen conceptos como la violencia
simbólica. El sentimiento de inseguridad afecta a las
mujeres en diferentes aspectos de su vida,
condicionando la toma de decisiones tales como: andar
solas por la calle, rutas elegidas/evitadas, utilizar
transporte, forma de vestir, dónde vivir (cuando deciden
cambiar de residencia), etc.

7
ACOSO CALLEJERO

1. DEFINICIÓN
El acoso callejero se produce normalmente cuando uno o
varias personas desconocidas abordan a una o varias
personas en un espacio público. Cualquier acción o
comentario irrespetuoso o vulgar dirigido a su persona por
parte de extraños a personas en lugares públicos se
considera acoso callejero. Se consideran como tales palabras
o gestos, acercamientos intimidantes, fotografías sin
consentimiento, agarrones, presión de genitales sobre el
cuerpo, exhibicionismo con de llamar la atención de la
persona acosada (desnudez parcial o total y masturbación
pública), persecución, fotografías no consentidas de partes
íntimas de las víctimas. Con estos actos el acosador afirma su
derecho a llamar la atención de la víctima, poniéndola como
objeto sexual y forzándola a interactuar con el acosador.
Este tipo de acoso tiene su origen en motivos de género y
está compuesto por toda una serie de acciones que en
muchas ocasiones son socialmente aceptadas y que sitúan a
les víctimas en la posición de "objeto público". En este tipo
de acoso, el acosador se siente con el derecho de interpelar a
las víctimas en la calle sin haber recibido previamente su
consentimiento y entendiendo que sus comentarios y
acciones hacia las víctimas están justificadas, son halagos o
son socialmente aceptadas.
Por sus características, el acoso puede considerarse un acto
violento, si viola la intimidad de la víctima: teniendo que

8
aceptar "expresiones" sobre ella/el, ya sea físicas, como en
el caso de manoseos", "agarrones" o encerrones;
psicológicas, como es el caso de "piropos" y silbidos; en el
caso del exhibicionismo. Hay otros tipos de acoso que
también se desarrollan en la vía pública y que no se
engloban dentro del término "acoso callejero", como el que
sufren las personas homosexuales por su orientación sexual.
En este caso se habla de "agresiones homófobas.

9
2. DEFINICIÓN DE ACOSO SEXUAL CALLEJERO

Son prácticas de connotación sexual ejercidas por una persona


que no pertenece e tu círculo íntimo, en espacios públicos como
la calle, el transporte

o espacios semi públicos (colegios, universidad, plazas, etc.), que


suelen generar malestar en la víctima. Estas acciones son
unidireccionales, es decir, no son consentidas por la víctima y
quien acosa no tiene interés en entablar una comunicación real
con la persona agredida.
Las prácticas de acoso sexual callejero son sufridas de manera
sistemática, en especial por las mujeres: ocurriendo varias veces
al día desde aproximadamente los 12 años, lo que genera
traumatización no sólo por hechos de acoso especialmente
graves, sino por su recurrencia.

3. ¿POR QUÉ EL ACOSO SEXUAL CALLEJERO ES VIOLENCIA?

Porque es una práctica no deseada, que genera un impacto


psicológico negativo y que las personas, especialmente mujeres,
pueden vivir varias veces al día desde los 12 años, en promedio.
Los efectos del acoso se demuestran en acciones cotidianas de la

víctima como:

 Cambiar los recorridos habituales por temor a


reencontrarse con él o los
agresores.

 Modificar los horarios en que transita por el espacio


público.

10
 Preferir caminar en compañía de otra persona.
 Modificar su modo de vestir buscando desincentivar el
acoso.

4. ¿QUÉ PRÁCTICAS SON CONSIDERADAS ACOSO SEXUAL


CALLEJERO?

 Silbidos, besos, bocinazos, jadeos y otros ruidos


 Gestos obscenos
 Comentarios sexuales, directos o indirectos al cuerpo
 Fotografías y grabaciones del cuerpo, no consentidas y con
connotación sexual
 Tocaciones ("agarrones", "manoseos",
"punteos")
 Persecución y arrinconamiento
 Masturbación con o sin eyaculación y exhibicionismo

5. ¿POR QUÉ NO ES CULPA DE LAS VÍCTIMAS?

Todas las personas tienen derecho a transitar libremente y con la


confianza de no ser violentados, independiente del contexto, la
edad, la hora del día o el vestuario que ocupa la persona agredida,
los derechos humanos no dependen ni se suspenden por detalles
del entorno. No hay excusas ni justificaciones para el acoso sexual
callejero.
Es violencia de género, pues refleja en el espacio público la
desigualdad de poder entre hombres y mujeres, a través del
abuso sexual. En la actualidad la violencia sexual es penada y no
tolerada en otras situaciones y contextos (acoso laboral, estupro,
violación), pero está pendiente sancionarla cuando ocurre en los
espacios públicos. Algunas manifestaciones de acoso sexual

11
callejero son aceptadas como "folclóricas" o "tradicionales", lo
que tampoco debe ser argumento para tolerar esta vulneración.
La violencia no puede ser patrocinada con orgullo por ningún
pueblo o nación. A la vez, el acoso callejero se vincula a la
"coquetería" y sexualidad. Cada cual tiene derecho a
experimentar su sexualidad como estime conveniente, siempre
que no atropelle las libertades del resto. Quienes manifiestan su
incomodidad y rechazo tienen derecho a mostrar su incomodidad.
Asimismo, quienes acostumbren a acosar, deben comprender que
han confundido la coquetería y galantería con violencia sexual.
Por todo lo anterior, las víctimas no deben sentir culpa o
vergüenza por sufrir acoso sexual callejero, puesto que NUNCA ES
SU CULPA. Lo importante es reflexionar de manera crítica y
consciente, teniendo en cuenta que esta problemática afecta a
personas particulares, pero responde a un fenómeno social
complejo.

6. EFECTOS SOBRE LA SALUD EN VÍCTIMAS FEMENINAS

El acoso callejero, como otros tipos de acoso, puede producir un


gran número defectos mentales negativos en las víctimas.
En un artículo publicado en el año 2010, basado en un "Estudio
Canadiense de Violencia Contra las Mujeres", mostraba que la
exposición ahí acoso de extraños es un factor importante en la
percepción de las mujeres de su seguridad en público. El acoso de
un extraño, induce al miedo de la victimización sexual. El acoso, el
fenómeno parece tener una inquietante extensión. De acuerdo al
Servicio Nacional de la Mujer SERNAM (2012), el
59% de las mujeres y el 30% de los hombres encuestados declara
de haber

12
sufrido algún acto calificado ya como acoso callejero (dichos o
palabras obscenas, susurros, encerrones, persecución con dichos
obscenos), mientras que el 30% de las mujeres y el 20% de los
hombres se declara víctima de situaciones catalogadas como abuso
(encuentro con exhibicionista, frotación, agarrón, manoseo).

7.EFECTOS SOBRE LA SALUD EN VÍCTIMAS MASCULINAS

"La distancia entre distinguir que se fue víctima de alguna forma


de agresión sexual y la identificación de la ocurrencia de
determinadas formas 4 específicas de agresiones, es entre dos y
tres veces en el caso de los hombres y en el caso de las mujeres
de dos veces. Los hombres son menos conscientes de haber sido
víctimas de acoso y/o abuso, lo cual, puede explicarse por las
representaciones sociales de género."

8. ACTITUDES PÚBLICAS

Se llevó a cabo en agosto de 2015 una encuesta sobre acoso


callejero en la que participaron cerca de 1.000 estadounidenses.
En ella el 72% manifestó que no consideraba apropiado "silbad' a
una mujer por la calle, mientras que el 20% afirmaba que es
aceptable en ocasiones. Además, mientras que el
55% calificó esta práctica de "acoso", el 20% afirmaba que era
"cortés' El estudio concluyó que los estadounidenses de entre 18
y 29 años son los más propensos a entender estas prácticas como
algo bueno.

13
9. ACTIVISMO
El activismo público contra el acoso callejero ha crecido
internacionalmente desde final de los años 2000. En Perú, Natalia
Málaga, ex jugadora de voleibol, participó, por ejemplo, en la
campaña "Sílbale a tu madre" o "El guantazo de Natalia".
También un grupo llamado Stop Street Harassment empezó como
blog en 2008 y llegó a formarse como organización sin ánimo de
lucro en 2012.
10.. ¿QUÉ DEBES HACER SI ERES VÍCTIMA DE ACOSO SEXUAL
CALLEJERO?

1. No te quedes callada, hazlo público


Ninguna mujer debe aguantar esta intrusión en su espacio
privado, no debemos permitir el acoso guardando silencio.
Debes reclamar y denunciar. Ei piropo vulnera los derechos a la
paz, a la libre circulación y representa amenazas.
2. Identifica al agresor
Si te es posible graba al hombre que te agredió en el momento
preciso de la agresión y luego postéalo en tus redes sociales.
La vergüenza pública suele ser un buen disuasivo para
combatir el acoso.
3. No sientas culpa
"Se responsabiliza a la mujer por provocar al hombre, ya sea
por la forma en la que viste, camina o por su figura. Debemos
conocer y hacer respetar nuestros derechos como ciudadanas"
4. Busca ayuda inmediata
Debes contribuir a disminuir el acoso callejero denunciando a
tu agresor con la primera autoridad que tienes a la mano, ya
sea policía, un sereno o los trabajadores del servicio de
transporte en el que estás. Es importante interponer la

14
denuncia, registrar a esta persona que agrede en los espacios
públicos para establecer un antecedente y que esto no se
vuelva a repetir. Si las prácticas fueron exhibicionismo (alguien
que te mostró los genitales), tocamientos o si recibiste señas
obscenas, debes saber que el código Penal peruano te ampara:
Art. 183 "Será reprimido con pena privativa de libertad no
menor de dos años el que, en lugar público, realiza
exhibiciones, gestos, tocamientos u otra conducta de índole
obscena"

5. Comparte tu experiencia
Con tu experiencia, ya sea en tu comunidad o por medio de las
redes sociales, puedes empoderar a muchas mujeres para que
también rompan el silencio y denuncien este tipo de
agresiones. El colectivo Paremos el Acoso Callejero ha diseñado
una aplicación para que las mujeres puedan marcar en un mapa
los diferentes tipos de acoso que sufren en las calles a diario.

6. Participa en campañas contra la violencia hacia la mujer y acoso


callejero
Existen numerosos movimientos en contra del acoso callejero.
En Perú tenemos el Observatorio Ciudadano de Acoso Sexual
Callejero, quienes se encargan de hacer investigaciones para
combatir esta problemática y La Marcha de las Putas, que son
manifestaciones de mujeres para protestar contra el acoso.
Además, también existen ejemplos en otros países que se
pueden replicar.

11. EL ACOSO CALLEJERO EN EL PERÚ

15
El caso de Eyvi Ágreda ha demostrado que el acoso sexual existe y es
un problema grave en el Perú. La joven, que fue quemada en un
ómnibus de transporte público y ahora está sedada y necesita 10
cirugías plásticas para atenuar las cicatrices del brutal ataque, había
sido perseguida y hostigada durante dos años por Carlos Hualpa
Vacas, quien no le perdonaba que no le correspondiera
sentimentalmente.
Eyvi no es la única. El jueves, María Hernández Flores fue acuchillada
en su centro de labores por Luis Pasos Chumo, un compañero de
trabajo con quien tuvo una relación pero que, tras terminar, la
acosaba y perseguía a toda hora. Ambas jóvenes sufrieron acoso
sexual laboral, que es la conducta ofensiva y de connotación sexual
que se presenta en un ambiente de trabajo y es rechazada por la
víctima. Sin embargo, también sufrieron acoso sexual callejero,
porque el hostigamiento y el asedio se trasladaron al espacio
público, afectando su libertad y su estabilidad emocional.
En el Perú, aunque existen normas para cada caso, las leyes no son
muy claras para sancionar estas situaciones. Existe, por ejemplo, la
Ley 27942 que regula el hostigamiento sexual laboral y establece
que cada institución pública y cada empresa deben aprobar sus
mecanismos para castigar estas conductas. Sin embargo, se
denuncia muy poco. Eliana Revollar, adjunta para los Derechos de la
Mujer de la Defensoría del Pueblo, señaló que se trata de un tema
invisibilizado, aunque ocurre con frecuencia y no solo en situaciones
de jerarquía. Según la Defensoría del Pueblo, desde el año 2016 a la
fecha, seis gobiernos regionales y tres ministerios aún no han
aprobado su normativa para estos casos. De 21 denuncies
presentadas en ese periodo en el' ámbito público en gobiernos
regionales, en el Poder Judicial y en el Ministerio Público, solo dos
casos fueron sancionados, uno con una amonestación y otro con
una suspensión de 15 días.

16
11.1. ACOSO CALLEJERO

En el Perú existe también la Ley 30364, que recoge varios tipos de


violencia y, entre ellas, el acoso sexual callejero. Según la ley, las
mujeres que son víctimas de este tipo de acoso pueden recibir
medidas de protección y denunciar por la vía penal los casos en las
comisarías, el Juzgado de Familia y en la Fiscalía, si es menor de
edad. Sin embargo, la Defensoría del Pueblo ha constatado que en
la mayoría de casos no se denuncia porque el tipo penal de acoso
sexual callejero no existe en Perú. Esto significa que quien denuncia
debe buscar pruebas para ver si su caso encaja en los tipos penales
que sí existen: injuria, actos contra el pudor, exhibiciones o
publicaciones obscenas, actos contra las buenas costumbres,
secuestro, los cuales tienen penas muy benévolas. "El temor, la
vergüenza o el desconocimiento de las leyes desanima a la víctima y
por eso hay muy poco registro"

11.2. HAY MUCHOS CASOS

Aunque en el país no se cuenta con un registro oficial de los casos de


acoso sexual, el Ministerio de la Mujer atendió este año a casi 70
mujeres por este tema. Asimismo, en el periodo entre enero de
2013 y diciembre de 2016 se reportaron 1,341 casos de acoso
sexual. "Tenemos un grave problema de machismo que solo podrá
ser revertido con educación"

11.3. PAREMOS EL ACOSO CALLEJERO

17
Plan Internacional Perú, una ONG que trabaja en este tema, señaló
que en solo una semana desde que se puso en marcha la plataforma
digital Free To Be, que identifica los lugares seguros e inseguros
para las mujeres, han recibido 550 reportes de acoso sexual
callejero y violencia. "Aunque esos datos aún deben ser
corroborados, muestran una incidencia alarmante sobre la violencia
que está en las calles" Según una encuesta de la ONG realizada, el
98% de niñas de este distrito estuvo expuesta a acoso sexual en el
transporte público. En tanto, Adriana Lorenzo, de Paremos el Acoso
Callejero, anotó que un
estudio de la Universidad Católica, dio a conocer que 7 de cada 10
mujeres peruanas de 18 a 29 años fueron víctimas de acoso sexual
callejero en 2016. Además, refirió que estudios realizados por este
colectivo revelaron que en el Perú las niñas comienzan a ser
víctimas de acoso sexual callejero desde los 10 años.
"Las cifras son alarmantes, estamos hablando de niñas que
empiezan a salir al espacio público solas y hasta han dejado de
asistir al colegio por esa situación, pues había hombres que las
seguían. Tenemos un problema grave por el machismo que está
rebalsando todos los límites" subrayó Lorenzo. Pero en este tema
también las municipalidades tienen responsabilidad. La Ley 30314
obliga a las comunas a dar ordenanzas para proteger a las personas
del acoso sexual callejero. No obstante, la Defensoría del Pueblo
alertó que solo 12 municipalidades de las 43 que existen en la
ciudad han aprobado alguna norma, pero sin ninguna unidad, pues
cada distrito tiene sus propias regulaciones y multas.

11.4. MEDIDAS CORRECTIVAS

18
Aunque hay un avance en la visibilizarían de la problemática y cada
vez más personas reconocen que el acoso existe y causa daño, aún
hay mucha dificultad para probar los casos. "No todas tenemos el
celular todo el tiempo para grabar el hecho". La principal arma para
luchar contra esta problemática es la educación. "Es importante que
la currícula escolar incluya la educación sexual integral y que se
enseñe desde temprana edad el respeto a las personas. Además, el
Ministerio del Interior debe capacitar a los policías sobre cómo
enfrentar las denuncias de este tipo". Se consideró importante
aprobar un tipo penal específico que sancione las distintas
manifestaciones de acoso. "En el Perú las leyes son muy generales.
Si hubiera una ley específica, tal vez se hubiera podido evitar
agresiones como la de Eyvi".

19
CONCLUSIÓN

 El acoso sexual se identifica como un problema que afecta


tanto a los trabajadores como a los empresarios. Téngase en
cuenta que estos últimos deben soportar los gastos derivados
de la baja productividad y -la falta de motivación de los
trabajadores y al afectados (nerviosismo, estrés...) y el
eventual pago de indemnizaciones.
 Se constata la reticencia de las empresas a hacer frente al
problema del acoso sexual, así como la falta de una política
preventiva en el seno de la empresa.
 Se constata la insuficiente movilización de las organizaciones
sindicales frente al problema del acoso sexual en particular, y
a los problemas de discriminación por razón de sexo en
general.
 Se constata el desequilibrio de fuerzas en el mercado de
trabajo como uno de los principales factores que determinan
la existencia de acoso sexual; "la división del trabajo" en
relación a! sexo es inherente al acoso sexual.

20
 El tratamiento de acoso sexual en la negociación colectiva es
insuficiente. De una parte, porque menos de un 5% de
convenios colectivos contienen alguna referencia en sus
cláusulas sobre el acoso sexual.

BIBLIOGRAFÍA

 Observatorio Contra el Acoso Callejero - OCAC (2014).


Primera encuesta de acoso callejero, Informe de resultados.
 Programa de Desarrollo de las Naciones Unidas [PNIJD] -
Statcom Estadísticos Consultores (2009). Encuesta de Opinión
2009. En Programa de Desarrollo de las Naciones Unidas
[PNUD] — ONU MUJERES (2010).
 Kimmel, M. 1993. La Producción Teórica sobre la
Masculinidad: Nuevos apoftes. Editorial de las Mujeres.
 Programa de Desarrollo de las Naciones Unidas [PNUD] —
ONU MUJERES (2010). Género: los desafíos de la igualdad.
 Servicio Nacional de la Mujer [SERNAM], Departamento de
Estudios y Capacitación (2012). Estudio acoso y abuso sexual
en lugares públicos y medios de transporte colectivos.

21
ANEXOS
22
23
24
25

También podría gustarte