Está en la página 1de 2

La familia Ramírez había recibido un nuevo integrante en el hogar.

Un 24 de septiembre nació Esteban, había llegado para ser la alegría de la familia.


Todos se encontraban felices con el nuevo integrante en el seno familiar.
Poco a poco Esteban fue creciendo he integrándose al ambiente hogareño. Cuando Esteban
tenía 4 meses comenzó a conocer el sabor de algunos alimentos he incluso cuando su mama
le mencionaba la sandía el comenzaba sonreír porque sabía que le iban a dar su fruta
favorita.
Cuando tenía 1 añito y medio, sorprendió a la familia mientras estaban todos reunidos en la
sala.
Esteban se encontraba sentadito en el suelo junto a la puerta que daba a la sala, y de un
momento a otro apoyo su manito derecha sobre el marco de la puerta y se levanto ante la
mirada atenta de todos los espectadores quienes quedaron en silencio ante el
acontecimiento que se estaba observando. Para sorpresa de todos Esteban no solo quedo de
pie si no que miro hacia el lugar donde estaba su mama y comenzó a dar su primer pasito
temerario, luego el segundo y de pronto se lanzó apresuradamente hasta los brazos de su
mama. Para sorpresa de todos Esteban había logrado dar sus primeros cinco pasitos los
cuales dejaron a la familia super felices y emocionados.
Transcurrido algún tiempo, Esteban vuelve a sorprender a su mama mientras ella se
encontraba en la cocina preparando la cena. Entre el ruido de las ollas la joven mama
escucha una palabra que se oye desde debajo de la mesa, “ma-ma”. Ella queda en silencio y
mira debajo de la mesa y vuelve a escucha esas palabras que la hicieron estremecer “ma-
ma”, Esteban había dicho su primera palabra entre sonrisa mirando a su mama quien
comienza a llorar de alegría.

Ejemplo Racionalismo: Saber si va a llover o no.

Habían pasado cuatro años y un grupo de amigos se rencuentra después de haberse


graduado de la Secundaria, todos acuerdan para juntarse a las 06am el sábado 28 de mayo
para ir al rio a pasar el día para celebrar el rencuentro y a su vez disfrutar un rico sancocho
y asado. Llegado el día viernes Luis fue el encargado de realizar las compras y ya todo
estaba listo para el día siguiente. A las 05:50am del sábado ya estaban los cuatro amigos
reunidos en la casa de Luis muy emocionados por el día que les esperaba. A las 06:00am tal
como habían acordado comenzaron a subir los ingredientes en el baúl del carro de Andrés.
De pronto se escucha la vos de Juan quien muy preocupado exclama que aparentemente iba
a llover. Todos salen corriendo para afuera y miran al cielo y le preguntan a Juan por qué
decía eso si ellos veían un cielo despejado. Juan les señala hacia el sur para que mire las
sombras que se veían a lo lejos y les dice “Esas sombras que se ven en el cielo son nubes
cargadas de agua que muestran que en cualquier momento puede llover”. Todos comienzan
a discutir para decidir que hacer si ir al rio o pasar el día en la casa de Felipe quien tenía un
patio bastante amplio y techado. Luego de un rato de discuta acuerdan que lo mejor seria
pasar el día en la casa de Felipe. Llegado el medio día cuando ya el sancocho y el asado
estaban listos para comerse todos se sentaron a la mesa y para sorpresa del grupo de amigos
comienzan a oírse fuertes truenos y el cielo comenzó a oscurecerse y “comenzó a llover
fuertemente tal como lo había previsto Juan”.

También podría gustarte