Está en la página 1de 632

SIRIA: UNA BREVE HISTORIA

Por el profesor IJitti

HISTORIA DE LOS ÁRABES

HISTORIA DE SIRIA INCLUYENDO

LÍBANO y PALESTINA

EL LÍBANO EN LA HISTORIA

LOS ÁRABES: UNA BREVE HISTORIA

SIRIA

UNA BREVE HISTORIA

Siendo una condensación del autor


'Historia de Siria incluyendo

Líbano y Palestina 5

POR

PHILIP K. HITTI

Catedrático Emérito de Literatura Semítica en el

Fundación William y Annie S. Paton

Universidad de Princeton

LONDRES

MACMILLAN & CO LTD

1 959
Derechos de autor © Philip K. Hitti 1959

MACMII-LAN Y SOCIEDAD LIMITADA

Londres Bombay Calcuta Madras Melbourne

THE MACMILLAN COMPANY OF CANADA LIMITED

Toronto

ST martin's PRESS INC

Nueva York

IMPRESO EN GRAN BRETAÑA

PREFACIO
Desde la publicación de Historia de Siria, incluida

Líbano y Palestina (1951) el autor ha entretenido el

esperanza de comprimirlo en un volumen pequeño, menos notas al pie

y otros aparatos críticos, que apelarían a un

audiencia más amplia y variada. Soportaría lo mismo

relación con el volumen más grande que The Arabs del autor:

Una breve historia corresponde a la historia de los árabes. Pero el presente

mayor interés en Siria y los sirios y el

despertó la curiosidad por lo que está sucediendo allí, juntos

con su entorno y antecedentes, pidió una acción inmediata

que me encontré incapaz de emprender debido a anteriores

compromisos. Por eso busqué y recibí la cooperación

de mi antiguo alumno y colega, Harry W. Hazard.

El Dr. Hazard ha producido un trabajo digno de su beca.

y, confiamos, satisfaciendo adecuadamente las necesidades del

estudiante y laico inteligente. Tres de los mapas

fueron recién esbozados por él.

El ltimo captulo del volumen ms grande, que trata de la


escena contemporánea, ha sido ampliada por el autor en

cuatro capítulos.

PKH

Marzo de 1958

CONTENIDO

PÁGINA

PREFACIO V
PAZ EN LA HISTORIA I

LA TIERRA Y EL CLIMA 5

ERAS PREHISTÓRICAS 22

LOS SEMITOS ANTIGUOS 31

LA EDAD HELENÍSTICA 54

ROMANOS Y SEMITAS 72

BIZANTINOS Y ÁRABES 96

CONQUISTA DEL MOSLEMA I08

LA GLORIA QUE FUE DAMASCO Iig

LA VIDA BAJO LOS UMAYYADS 1 38


PROVINCIA DE ABBASID I 50

PETTY DYNASTIES I 60

BAJO FATIMIDOS Y SELJUKS 1 68

LAS CRUZADAS I 76

AYYUBIDS Y MAMUKS 200

PROVINCIA DE TURCA 213

AVISOS INTELECTUALES Y NACIONALISTAS 228

GUERRA, OPRESIÓN Y PESTILENCIA 237

BAJO EL MANDATO FRANCÉS 242

1 REPÚBLICA NDEPFNDENT 25O

ÍNDICE 2 59
VII

LISTA DE MAPAS

PAQUETE

MAPA TOPOGRÁFICO DE SIRIA 7

LA ANTIGUA SIRIA 4 I

SIRIA CLÁSICA 73

CRUSADER ESTADOS DE SIRIA Y LÍBANO l8o

SIRIA Y LÍBANO EN VÍSPERAS DEL


SEGUNDA GUERRA MUNDIAL 245

IX

LUGAR EN LA HISTORIA

Siria, usando el término en su antiguo sentido geográfico, ocupa

un lugar único en los anales del mundo. Especialmente porque

de la inclusión de Palestina y Fenicia dentro de su antiguo

fronteras, ha hecho una contribución más significativa a

el progreso moral y espiritual de la humanidad que cualquier otro

tierra comparable. Tan pequeño como aparece en un mapa o un globo terráqueo,

su importancia histórica es ilimitada, su influencia universal.

Como cuna del judaísmo y cuna del cristianismo

originó dos de las grandes religiones monoteístas y


impulsó el surgimiento y desarrollo del tercero y último -

Islam. El alma del cristiano, el musulmán y el judío -

donde quiera que esté - se dirige a algún lugar sagrado de Siria

para la inspiración religiosa. Todo occidental reflexivo puede

rastrear algunos de sus valores y creencias más fundamentales a ese

tierra antigua.

Estrechamente asociado con su contribución religiosa estaba el

mensaje ético transmitido por el sur de Siria - Palestina. Su

La gente fue la primera en insistir en que el hombre fue creado a imagen

de Dios y que cada uno es el hermano de cualquier otro hombre bajo

La paternidad de Dios. Esta doctrina proporcionó la base de la

forma de vida democrática. Fueron los primeros en enfatizar

la supremacía de los valores espirituales y creer en la

triunfo final de las fuerzas de la justicia, por lo tanto

se convirtieron en los maestros morales de la humanidad.

Los primeros sirios no solo proporcionaron el mundo antiguo

con su pensamiento más fino y más elevado, pero lo implementaron

con la provisión de esos trabajos mágicos de apariencia simple

signos, llamados alfabeto, a través de los cuales la mayoría de los principales


se conservan las literaturas del mundo. Ningún invento
compares en importancia con el del alfabeto, desarrollado

Siria

y difundido por los comerciantes y escribas de la antigüedad

Líbano. Fue de estos fenicios, quienes los llamaron¬

mismos cananeos, que los griegos derivaron sus letras, en

gire pasándolos a los romanos y eslavos, por lo tanto

a todos los pueblos de la Europa moderna. A los arameos les gusta¬

sabio tomó prestados estos símbolos y se los pasó a la

Árabes, que los transmitieron a los persas y a los indios

y otros pueblos de Asia, así como a los habitantes de

África. Si el pueblo de Siria no hubiera prestado ningún otro servicio,

esto hubiera sido suficiente para señalarlos entre los

mayores benefactores de la humanidad.


Su contribución, sin embargo, no se detuvo allí. En

su estrecha tierra más eventos históricos y culturales,

colorido y dinámico, ocurrido que quizás en cualquier área

de tamaño comparable - eventos que han hecho la historia de

Siria una réplica en miniatura de la historia de la mayoría de los

mundo civilizado. En los períodos helenístico y romano algunos

de los principales pensadores de la época clásica eran hijos de este

tierra, incluidos maestros, historiadores y estoicos y neo-

Filósofos platónicos. Una de las mejores escuelas de romana

La ley floreció en Beirut, capital del Líbano moderno, y

algunos de sus profesores tenían sus opiniones legales incrustadas

en el Código de Justiniano, considerado con razón el mayor regalo

de Roma a generaciones posteriores.

Poco después de la expansión del islam, la capital siria

Damasco se convirtió en la sede de los ilustres omeyas

imperio, cuyas conquistas se extendieron hacia el oeste en España y

Francia y hacia el este en la India y Asia Central - - un

imperio mayor que el de Roma en su cenit. Durante

el califato abasí en Bagdad, que siguió, el árabe

mundo entró en un período de actividad intelectual, que involucra


traducción del griego, que apenas tenía paralelo en

historia. La filosofía y el pensamiento griegos fueron los más importantes

importante legado que el mundo clásico le haba legado a

el medieval. En este proceso de transmisión de la ciencia griega

y la filosofía, los cristianos sirios tomaron un papel destacado;

Lugar en la historia

su idioma siríaco sirvió como un trampolín por el cual

El aprendizaje del griego llegó a la lengua árabe.

En la Edad Media, Siria fue el escenario de uno de los

dramas más sensacionales en los anales del contacto entre

el Oriente musulmán y el Occidente cristiano. De Francia y

Flandes, Alemania e Italia, las hordas cruzadas se vertieron en

la llanura marítima de Siria y las tierras altas de Palestina,


buscando recuperar Tierra Santa de su concepción musulmana

querors. Así comenzó un movimiento de conse¬

sucesiones tanto en Europa como en Asia. Las Cruzadas, sin embargo,

no eran más que un episodio en el largo y reñido ejército

historia de esta tierra que, por su posición en el

puerta de Asia en la encrucijada de las naciones, ha sido

alternativamente un campo de batalla internacional y una concurrida calle

tarifa de comercio. Su incomparable lista de invasores comienza con

Sargon y Thutmose, incluye entre otros Alexander

y Julio César, y continúa a través de Khalid ibn-al-

Bares de Walid, Saladin y Bay hasta Napoleón y menos

hombres de las últimas décadas.

En los últimos años la gente de este país, después de un eclipse

de siglos bajo mamelucos y turcos, han proporcionado la

Oriente árabe con su liderazgo intelectual. En el diecinueve

siglo los sirios, los del Líbano en particular, fueron

el primero en establecer contactos vitales con Occidente a través de

educación, emigración y viajes y, por lo tanto, sirvió como el

medio a través del cual las influencias europeas y americanas

se filtró en el Cercano Oriente. Sus colonias modernas en El Cairo,


París, Nueva York, Sao Paulo y Sydney son pruebas vivientes

de su industria y aventurera.

La importancia histórica de Siria no surge únicamente

de sus contribuciones originales a la vida superior del hombre. Eso

resulta en parte de su posición estratégica en relación con el

tres continentes históricos, Europa, Asia y África, y sus

Funciona como un puente para transmitir influencias culturales.

de sus civilizaciones vecinas, junto con com¬

mercancías merciales. Como núcleo del Cercano Oriente, que a su vez

Siria

yacía en el centro del mundo antiguo, Siria pronto se convirtió

el principal transmisor de cultura. De un lado estirado

el valle de los dos ríos, por el otro el valle del

un río. Ninguna otra región puede competir. en la antigüedad, actividad


y continuidad con estos tres, en los que podemos observar

más o menos los mismos pueblos durante cincuenta siglos de

historia interrumpida. Su civilización ha sido un camino

preocupación desde el cuarto milenio antes de Cristo. los

La cultura primitiva de Europa no era sino un pálido reflejo de esta

civilización del Mediterráneo oriental.

Incluso en la prehistoria Siria tiene una gran importancia, ya que

investigación arqueológica reciente indica que fue el

probable escenario de la primera domesticación del trigo y la

descubrimiento del cobre, que combinado con el inven¬

de la alfarería para efectuar un cambio de una caza nómada

forma de vida a un patrón agrícola sedentario. Esta región,

por lo tanto, posiblemente haya experimentado una vida establecida en

pueblos y ciudades antes que cualquier otro lugar. Más temprano aún, como

veremos en nuestro tercer capítulo, puede haber servido como el

vivero de uno de nuestros antepasados directos, el módem emergente

tipo de hombre (Homo sapiens). Pero antes de considerar el

período prehistórico, inspeccionemos la tierra que iba a ser

el escenario de grandes eventos.


LA TIERRA Y EL CLIMA

El nombre Siria, hasta el final de la Primera Guerra Mundial, fue

principalmente geográfico, cubriendo las tierras entre los

Tauro y Sinaí, el Mediterráneo y el desierto. los

La unidad física de esta región se ha reflejado generalmente en

una unidad cultural correspondiente, porque ha constituido un

áspero área homogénea de la civilización claramente dis¬

tinguido de las áreas adyacentes, pero no en étnico o en

unidad política. A lo largo de su dilatada historia ha habido

sólo breves interludios ocasionales, en particular el posterior seléucida

reino en Antioquía del 301 al 141 a. C. y los omeyas

califato en Damasco desde el 661 al 750 d.C., durante el cual

Siria en su totalidad se mantuvo como un estado soberano independiente,

e incluso entonces los gobernantes eran griegos o árabes más bien

que el origen sirio nativo. Todo el resto del tiempo fue

sumergido en un todo más grande o dividido entre

estados nativos o extranjeros.


En la actualidad, la Siria geográfica se encuentra en una fase de

partición, después de emerger hace cuatro décadas de una

Fase de cien años de inmersión política en el otomano

imperio. Uno de los cinco estados que ahora gobiernan el territorio sirio

fue, hasta febrero de 1958, llamada República de Siria, por lo que

que en la actualidad el nombre 'sirio', antes aplicado a cualquier

habitante de toda Siria, está restringido, como política

término, a un ciudadano de esa república, aunque todavía se aplica como

un término lingüístico para cualquier individuo de habla siríaca, o como un

término religioso a cualquier seguidor de la antigua iglesia cristiana de

Siria.

Otras porciones geográficas de Siria forman actualmente

los estados de Líbano, Israel y Jordania (por un corto tiempo

en 1958 parte de la Federación Árabe); la región alrededor

5
Siria

Antioquía y Alcxandretta están bajo dominio turco. Vencer

se tendrán en cuenta todos estos territorios, pero el principal

El foco de este breve volumen será la tierra de Siria en su

sentido político estrecho actual. Excelentes relatos de

Palestina existe, mientras que el Líbano merece una atención especial

tal como lo ha concedido el presente autor en el Líbano en

Historia ; ambos serán tratados aquí principalmente como

participan en la historia general de Siria en su conjunto.

La característica dominante de la topografía siria es una alternancia

de zonas de tierras bajas y altas que corren aproximadamente paralelas a

la costa oriental del Mediterráneo, en una zona generalmente septentrional

alineación sur. Cinco de estas tiras longitudinales pueden ser

delineado.

En el oeste, la primera de estas franjas es la llanura marítima

que se extiende a lo largo de la costa del Mediterráneo oriental desde

el golfo de Alexandretta hasta la península del Sinaí. 20

millas de ancho en Palestina, la llanura mengua al pie de


Monte el Líbano a una mera cinta a menos de cuatro millas

a través de. En la desembocadura del río Perro (Nahr al-Kalb),

al norte de Beirut, los acantilados de la montaña se hunden directamente en el

mar, proporcionando una situación estratégica para emboscar invasores

ejércitos. De nuevo en el Monte Carmelo, el promontorio cruza

la llanura, dejando un pasaje de apenas un furlong de ancho. Esta

obstáculo desviado tierra adentro la gran carretera internacional de

tiempos antiguos, que tuvo su comienzo en Egipto y siguió

la costa hacia el norte.

La mayor parte de la llanura marítima se originó en un levantamiento de

el viejo fondo del mar en el pasado remoto. Sus depósitos de tiza fueron

luego superpuesto en lugares por aluviones arrastrados y esparcidos por

el agua corriente de las laderas de las montañas. Alrededor de Beirut

un depósito de arena superpuesto ha sido dejado por las olas del

Mediterráneo, que a su vez lo recibió del Nilo.

Así formado por playas y fondos marinos y enriquecido por suelo -

así como el agua - de las tierras altas contiguas, la llanura es

en todas partes notablemente fértil. En el norte comprende

el litoral de Nusayri, en medio del Sahil del Líbano,


6
La tierra y el clima

y en el sur las antiguas tierras bajas de Sharon

y Filistea, de la cual se deriva el nombre Palestina.

Toda la costa es una de las más rectas del mundo,

sin estuario ni golfo profundo excepto en Alcxandretta, en su

extremo norte. Desde allí hasta la frontera egipcia, un

distancia de unas 440 millas, apenas hay un puerto natural

digno de ese nombre.

Con vistas al litoral sirio y, a menudo, se eleva abruptamente

de ella, es una línea de montañas y mesetas que forma

la segunda de las tiras longitudinales. Esta barrera para combatir

La comunicación entre el mar y su interior oriental es

roto en cada extremo, al este de Alcxandretta y en el

istmo de Suez, y es atravesado dos veces por el valle de Al-

Nahr al-Kabir norte-cast de Trípoli y en el fallado

llanura de Esdrelón, al este de Haifa.

Desde el golfo de Alexandrctta hasta la curva occidental del


Éufrates - una distancia de aproximadamente 100 millas - una hierba,

tierra elevada forma una silla natural entre Mesopotamia

y el mediterráneo. En el oeste, un solo paso bajo

separa las montañas Tauro de Asia Menor de su

Vástago de Amanus en Siria. Por esta sencilla silla de montar han pasado

innumerables invasiones y migraciones, así como continuas

intercambios culturales y económicos de gran importancia.

La cordillera de Amanus se extiende a lo largo del Golfo de Alexan-

dretta a la garganta del río Orontes (al-Asi), y es

atravesado por carreteras a Antioquía y Alepo, el paso principal

siendo las famosas puertas sirias (Baylan). El rango es

continuó al sur de la desembocadura del Orontes por el calvo

Monte Casius (al-Aqra), que se eleva a una altura de 4500

pies y se extiende hasta las proximidades de Latakia (al-

Ladhiqiyah), donde se convierte en el rango de Nusayri y con¬

continúa hacia el sur hasta el valle de al-Nahr al-Kabir. Esta cadena

es de piedra caliza, con intrusiones basálticas. Contiene varios

profundos valles, escarpados barrancos y escarpados acantilados que proporcionaban

la rama siria de los Asesinos en la Edad Media con

su fortaleza, y los musulmanes cismáticos Nusayri con


9

su retiro. Algunas de sus colinas todavía están coronadas con el

imponentes ruinas de antiguos castillos cruzados. Al-Nahr al-

Kabir marca el límite político actual entre el

República del Líbano y Siria.

La cordillera occidental se eleva a alturas alpinas en el Líbano

macizo, que se extiende más de ioo millas hasta el Litani

río al norte de Tiro. El nombre Líbano (Lubnan) viene

de una raíz semítica que significa 'ser blanco', y se refiere a

la nieve que ahora cubre sus picos durante unos seis meses

de cada año. Monte Líbano, cuyo pico más alto

se eleva a más de 11,000 pies, alberga al último gran sobreviviente

arboleda de cedros antiguos, descansando en un anfiteatro representado

enviando el término de un glaciar local prehistórico.

Las rocas del Líbano comprenden una parte superior y una inferior
Serie de calizas con una arenisca intermedia. El más bajo

la piedra caliza forma el fondo de los valles más profundos, pero más

donde se ha elevado mediante plegado y alcanza una altura de

unos 9000 pies en el monte Hermón. En su superficie son a menudo

encontró trozos de mineral de hierro, cuya fundición ha sido

llevado a cabo en toscos hornos hasta tiempos recientes y ha

contribuyó a que el Líbano estuviera tan desprovisto de árboles.

Mezclado con arcilla y regado con agua, esta piedra caliza pro-

vides suelo fértil para los huertos de frutas y moreras en los que

gran parte de la prosperidad de la llanura marítima alrededor de Beirut

se ha basado.

Las capas de arenisca varían en espesor desde unos pocos

de cien a mil pies. Están desprovistos de fósiles pero

tienen delgados estratos de lignito que se ha extraído en la moderna

tiempos para suministrar combustible a las fábricas de seda y al ferrocarril

durante la Primera Guerra Mundial. Este complejo de arenas y arcillas

retiene el agua de lluvia que se filtra a través de la cal superior¬

piedra y emerge en manantiales chispeantes que otorgan

su contenido vivificante en las laderas y valles.


Es la piedra caliza de los estratos superiores que tiene, a través de

las edades, dominó la escena libanesa, formando las cumbres

y dando al paisaje un tono grisáceo. Su erosión ha

La tierra y el clima

cedió el suelo para la agricultura y polvoriento sus caminos

en verano. Sus piedras han proporcionado material de construcción.

Sus estratos, generalmente inclinados, doblados y retorcidos, a menudo

vertical y rara vez horizontal: forman un revoltijo de colinas,

acantilados y barrancos que dificultan la comunicación entre

una parte del país y otra. Esto es aún más complicado

replicado por el hecho de que toda la región está dividida por

fallas a lo largo de las cuales las diferentes extensiones del país han

presionados y desmoronados uno contra el otro mientras los atormentados

la corteza estaba en la antigüedad sometida a compresión

y plegable.

Este accidentado terreno ha proporcionado refugio a lo largo de los siglos.


para comunidades e individuos con lealtades impopulares

y creencias peculiares, y también ha proporcionado un inusual

gran proporción de valles altos y extensiones fértiles que

han atraído a los más emprendedores y amantes de la libertad de

los pueblos vecinos. Maronitas, drusos y chiítas

(Matawilah) se han refugiado y mantenido su iden¬

tidad en las fortalezas del monte Líbano. Armenios y

Los asirios, que huían del mal gobierno otomano, estaban entre los

último en encontrar refugio allí. Ermitaños cristianos y ancla¬

prefería sus cuevas a los placeres de este mundo, y

Las antiguas tribus de ladrones recurrieron a ellos por otras razones.

Una típica casa de montaña de causas perdidas, Monte Líbano

siempre ha sido la última parte de Siria en sucumbir a los

invasores.

Palestina es geológicamente una extensión hacia el sur de

Líbano. La cordillera occidental de Siria continúa, al sur de

el río Litani, por la meseta y las tierras altas del alto

Galilea, virtualmente un caso atípico del monte Líbano; estos alcanzan

una altura de casi 4000 pies, la más alta en Palestina, antes

disminuyendo en la cadena de colinas bajas denominadas Baja Galilea.


La cordillera sufre entonces su mayor interrupción en la llanura

de Esdrelón, que cruza toda Palestina, divide

ing la región montañosa de Galilea en el norte desde la colina

país de Samaria y la accidentada meseta de piedra caliza de

Siria

Judea al sur. Jerusalén está a 2550 pies sobre el nivel del mar.

Al sur, la meseta de Judea desciende en amplias ondulaciones.

ciones a Bcersheba y la región árida del sur llamada

el Negeb.

Las extensas formaciones de piedra caliza que en el Líbano

correr hacia el mar en promontorios blancos audaces, ahuecados en

lugares por el oleaje en cuevas, están representados aquí por el monte

Carmel, que se eleva a 1742 pies sobre el nivel del mar. En sus cuevas

fueron descubiertos los primeros esqueletos humanos encontrados hasta ahora en

el Cercano Oriente. Tales cuevas fueron habitadas por prehistóricos

hombres que los hayan agrandado y, como en el Líbano,


por refugiados posteriores de persecución religiosa o política;

otras grutas sirvieron como lugares de enterramiento.

La tercera franja longitudinal en la estructura de Siria es una

abrevadero largo y estrecho creado por el hundimiento de la tierra en un

brecha entre dos grandes fallas lineales o fracturas en la tierra

corteza en tiempos geológicos bastante recientes. Comenzando al norte del

curva hacia el oeste del Orontes en una amplia llanura llamada al-

Amq, la depresión asciende en Hamah a más de 1000 pies

sobre el mar, se convierte en el fértil valle de Biqa entre el monte

Líbano y Anti-Líbano, y continúa hacia el sur a través

del Jordán al Mar Muerto y de allí a lo largo de Wadi al-

Arabah hasta el golfo de al-Aqabah, el dedo noreste de

el mar Rojo.

Este valle de Biqa-Jordan-Arabah es uno de los más extraños

características de la superficie terrestre. Desde 3770 pies sobre el mar

nivel cerca de Baalbek, cae a 685 pies por debajo del mar en

Lago Tiberíades (el Mar de Galilea), y hasta 1292 pies debajo

en el Mar Muerto. En ningún otro lugar del mundo hay un

depresión visible.
Del Biqa, que varía en amplitud de seis a diez

millas, el Orontes comienza en su curso pausado hacia el norte

y el Litani se mueve hacia el sur. Ambos en el último turno

abruptamente hacia el oeste, atravesando la cordillera occidental para

cruzar la llanura marítima y llegar al mar. El Biqa,

drenado por estos arroyos gemelos, comprende el más grande y

12

La tierra y el clima

mejores zonas pastorales de toda Siria. Cubierto con depósitos de

aluvión reciente y marga, también proporciona los más favorables¬

suelo apto para la agricultura. Están previstas grandes obras de riego

para el Litani, pero el lecho de Orontes es tan bajo que su agua

no se puede utilizar fácilmente. Por lo tanto ruedas de agua, para

elevando el agua al nivel de la tierra, llena a Hama con su


llanto perpetuo y monótono.

El valle del Jordán tiene unas sesenta y cinco millas de largo.

y de tres a catorce de ancho. Esta singular grieta

recibe considerables arroyos de la cuenca occidental -

lo que convierte a Palestina en la tierra sobredrenada que es, y

en última instancia, esparce su agua en el lago más amargo de la

mundo. El Mar Muerto es inusualmente salino, con alta concentración

centraciones de bromo, potasa y cloruro de magnesio.

Caliza bituminosa y asfalto de arco de excelente calidad

que se encuentran en y alrededor del Mar Muerto, así como al suroeste de

Monte Hermón.

Las montañas falladas del Líbano y la larga brecha

valle que culmina en la marca de la depresión Jordán-Mar Muerto

una zona de intensa actividad sísmica, que no ha, cómo¬

nunca, se ha limitado a la zona de la gran fractura. Parte de

meseta al este del monte Hermón y al sur de Damasco es

atravesado por líneas de volcanes extintos y manchado por viejos

campos de lava, mientras que las fuentes termales se encuentran dispersas desde Palmyra

al Mar Muerto.
La historia de Siria está más salpicada de tierra¬

terremotos que su geografía con volcanes. En el norte

Extremidad Antioquía fue azotada por terremotos a través del

siglos. En los primeros seis siglos después de Cristo, dañaron

no menos de diez veces. Los muros de la mundialmente conocida

templo del sol en Baalbek tiene cicatrices de perturbación sísmica

ancestros, al igual que los castillos cruzados existentes. El repentino col¬

caída de los muros de Jericó con motivo de los israelitas

invasión, así como la espectacular destrucción de Sodoma

y Gomorra, en el extremo suroeste de los Muertos

Mar, apuntan a terremotos, acoplados en el último caso

i3

Siria

con fuego por quemaduras de exudaciones de aceite y manantiales de asfalto.

Los maremotos que a menudo acompañan a tales perturbaciones.


han sido especialmente destructivas a lo largo de la costa fenicia,

con Tiro y Sidón las principales víctimas. El último severo

terremoto en el norte de Siria ocurrió en 1822 y con¬

convirtió Alepo, entre otras ciudades, en un montón de ruinas,

destruyendo decenas de miles de vidas humanas. El ultimo en

Palestina tuvo lugar en 1837, demoliendo por completo a Safad.

La cordillera oriental constituye la cuarta franja en el

Alivio sirio, pero está ausente al norte de Homs. El rango

llamado Anti-Líbano se eleva frente al Monte Líbano y

casi lo iguala en longitud y altura; está dividido por el

meseta y desfiladero del río Barada en una parte norte,

en el flanco occidental del cual apenas hay un pueblo, y un

parte sur que incluye el monte Hcrmon, uno de los

los picos más altos y majestuosos de Siria, con muchos florecimientos¬

ing pueblos en su vertiente occidental. En gran parte porque llueve

caída es menor y su vegetación más escasa, Anti-Líbano tiene un

población más dispersa y menos progresiva que la de

Monte Líbano.

Elevándose en un rico valle de las tierras altas, las corrientes de Barada arrojan,
reclama para Siria una gran parte de lo que de otro modo

ha sido un desierto, y crea Damasco, un puesto avanzado de oasis

de la civilización. Después de regar las célebres huertas

llamado al-Ghutah, el río se divide en cinco canales que

Sirve las calles y casas de la antigua metrópoli. los

El actual sistema de agua de Damasco se deriva de uno instalado

a instancias de los califas omeyas.

Al sur y al este de Damasco se representa la cordillera oriental.

enviada por la meseta de Hawran, predominantemente volcánica con

rocas de basalto y suelo rico. Al sur se eleva la montaña

llamado Jabal al-Duruz, cuya ocupación por el

Druzes es un evento relativamente reciente, que data del

principios del siglo XVIII. Aunque no tiene árboles y muy

pocos manantiales, la meseta de Hawran produce abundante trigo y

proporciona buenos pastos. El suelo se compone de desintegrados

14
La tierra y el clima

lava negra y marga roja, rica en alimento vegetal y retentiva

de humedad, que recubre la piedra caliza que en otros lugares forma

la superficie de la roca. Los restos arqueológicos van desde

grandes piedras erigidas por hombres primitivos en ruinas de romanos y

Caminos, acueductos, embalses, edificios y fortificaciones bizantinos

ficaciones que dan testimonio de su alguna vez próspera condición como un

granero del imperio. Hoy todavía proporciona Palestina y

Líbano con trigo como en los días de los hebreos

y los fenicios.

Al sur de Hawran, en Transjordania propiamente dicha, el este

las tierras altas continúan a través de las colinas de Galaad hasta las alturas

meseta de Moab. Al este de Petra, los estratos de arenisca

alcanzar una altura de 4430 pies antes de fusionarse con el pedregoso

desierto de Arabia.

El gran páramo llamado desierto sirio es el quinto

y última zona distinta en la estructura siria. El desierto

propiamente dicho, que est separado de las tierras altas por un transi¬
zona de estepas, extensiones volcánicas y arenas, es una continua¬

del gran desierto de Arabia, formando un enorme triángulo triangular

bahía que separa la Siria asentada de los valles fluviales de

Irak. Su ancho máximo se aproxima a las 800 millas. Su

los habitantes nómadas comercian con la población asentada en ambos

lados, actúan como intermediarios, guías y caravaneros, y en

tiempos remotos construyeron ciudades como Palmyra, que estaba en el

ruta transdesértica entre Siria y Mesopotamia. Su

La sangre siempre ha sido un reservorio perenne de biológicos.

vitalidad a la población urbana, dotándola de nuevos

infusión por conquista o por penetración pacífica.

Pero normalmente los beduinos resisten la tentación de establecerse

y, en busca de pastos para sus rebaños, deambulan por el desierto

llanuras, viviendo de la hierba que lo cubre después de cada

lluvia de lluvia. La hospitalidad beduina para con los huéspedes no implica

cualquier hospitalidad correspondiente a las innovaciones. Si el main¬

La primavera del progreso en una comunidad asentada reside en el intento

para cambiar y adaptar las condiciones de vida y medio ambiente,

el secreto de la supervivencia en una comunidad nómada consiste en

15
Siria

aceptando esas condiciones y adaptando las propias actividades y

actitudes hacia ellos.

Varios de los arroyos que fluyen por el este

las laderas de la cordillera oriental de Siria son derrotadas en el

luchar con el desierto y desaparecer en su suelo árido.

La lucha entre lo sembrado y el desierto, antiguo como el tiempo,

es un hecho central en la geografía física de esa parte del

país. El desierto, que en muchos de sus aspectos se asemeja

el mar, en su movimiento a lo largo de la historia se ha comportado como un

poderoso, repitiendo sin cesar el patrón de reflujo y flujo.

La lucha tiene su contraparte en la igualmente antigua

conflicto entre los beduinos, los nómadas que no tienen

el desierto, y los agricultores asentados, los 'ricos' de

las llanuras fértiles. Siglos antes y siglos después de la

Israelitas, los ojos codiciosos del desierto se volvieron hacia el


las tierras vecinas 'fluyen leche y miel'.

La característica dominante del clima sirio es la alternancia

de una temporada de lluvias desde mediados de noviembre hasta finales de marzo

y una estación seca que cubre el resto del año. Esto es en

general, cierto para toda la región mediterránea y se debe

a su ubicación entre dos zonas fuertemente contrastadas en el

cantidad de precipitación que reciben: el viento alisio seco

tracto de África - en gran parte desértico - al sur, y Europa

con sus vientos del oeste en el norte. Es esta humedad¬

con vientos del oeste que durante todo el año traen lluvias de

del Atlántico al centro y norte de Europa. Ellos están en

invierno los vientos dominantes en Siria; en verano el calor

El cinturón se mueve hacia el norte desde el ecuador, y el país

durante meses se acerca a las áridas condiciones del Sahara.

La variabilidad del clima que caracteriza al norte

Estados Unidos y se dice que promover la energía no obtiene

en cualquier lugar allí.

Como los vientos del oeste predominantes, a veces asociados con

tormentas ciclónicas, barren el Mediterráneo y se convierten en


más lleno de humedad. Luego se encuentran con Mount

Líbano y la cordillera montañosa central de Palestina y subida.

dieciséis

La tierra y el clima

Al ascender, el aire se expande y descarga parte de su humedad.

en forma de lluvia. El resultado es que las laderas occidentales

de las tierras altas de Siria reciben anualmente la mayor cantidad

de precipitación, que disminuye a medida que se avanza de oeste a

este y de norte a sur. Así, Beirut promedia aproximadamente

36 pulgadas de lluvia al año, Jerusalén alrededor de 26 y Damasco

sólo 10. En general, la costa palestino-libanesa recibe

más del doble de precipitación que la correspondiente

costa del sur de California.

La temperatura media anual en Beirut es de 68 ° F, pero

Se han registrado temperaturas por encima de 107 ° y por debajo de 30 °.


allí. La humedad alcanza su máximo, por extraño que parezca,

en julio con un promedio del 75 por ciento, su mínimo en

Diciembre con una media del 60 por ciento. En invierno el

Influencias anticiclónicas densas, frías y secas de Asia Central

se extendió por la región de la meseta oriental de Siria, dándole heladas

y nieve, un fenómeno casi nunca experimentado a lo largo del

costa. Allí la temperatura es moderada por la influencia

del mar, que es más cálido en invierno y más fresco en verano

que la tierra. Las montañas impiden que el mar se enfríe

las brisas llegan al interior, mientras que el desierto cargado de polvo

los vientos provocan el calor del verano en ciudades como Damasco y

Alepo para volverse intenso. El más temido de los vientos cálidos

del este o sureste es el simún o sirocco, que

es particularmente opresivo y seco, con una humedad a veces

menos del 10 por ciento, lo que dificulta la respiración. Está

frecuente durante la primavera y el otoño, cuando a menudo alcanza

la costa y anuncia la llegada de la lluvia. En la franja

del desierto a menudo está cargado de arena fina y penetrante,

aumentando el malestar del hombre y la bestia.

Gran parte del agua de lluvia se filtra a través de grandes extensiones.


de roca caliza y por lo tanto se pierde. Algo de esto se acumula en

canales subterráneos y brota en forma de manantiales.

La prevalencia de piedra caliza en el Líbano y Palestina por lo tanto

introduce otro factor desfavorable además de la

menor de un paisaje polvoriento reluciente, mencionado

*7

Siria

encima. Restringe el suministro de agua y, por lo tanto, limita la

asentamiento, especialmente en las laderas del Anti-Líbano.

Cualquier agua de lluvia que no empape el calcáreo

capas desembocan en arroyos y ríos, que se convierten en torrentes

después de cada fuerte aguacero, pero encogerse en la sequía de

verano a meros goteos o desaparecer por completo. La prisa

de agua en las tierras altas, con sus procesos concomitantes

de erosión y denudación, ha resultado a lo largo de los siglos en


dejando estériles muchas extensiones de tierra que alguna vez florecieron. los

perseverancia sin grandes modificaciones de cultivos ancestrales,

la persistencia de los métodos de labranza y la conservación

a través de las edades de prácticamente las mismas fechas estacionales para

arar y cosechar militan en contra de cualquier teoría de

desecación por cambios climáticos. Las verdaderas causas de

La disminución de la productividad de la tierra ha sido la denudación de la

laderas por el agua de lluvia y los vientos, el fracaso

de ciertos manantiales, la deforestación y el pastoreo excesivo que

han privado a la tierra suelta de raíces para mantenerla unida,

Descuido de las obras de riego y su destrucción por bar¬

invasores báricos o nómadas atacantes, y posiblemente agotados

ción del suelo en algunos lugares.

Tres zonas de vegetación contrastantes se encuentran en el

Área siria, en la que se encuentran dos regiones florales distintas: que

del Mediterráneo y el de la estepa de Asia occidental.

tierra. La posición del Monte Líbano presenta la

complicando el factor de altitud, haciendo la transición de

Influencias mediterráneas a continentales inusualmente abruptas.

Plantaciones de banano, centros de deportes de invierno y oasis en el desierto


por lo tanto, se encuentran dentro de unas meras sesenta millas de la

mar. Pero en todas partes el contraste entre el paisaje en

primavera, cuando el follaje está en su mejor momento, y en verano, cuando

el aumento de calor ha quemado la vegetación, es muy llamativo.

La llanura costera y los niveles más bajos del oeste

las tierras altas tienen la vegetación ordinaria del Mediterráneo

litoral raneo, caracterizado por arbustos de hoja perenne y

Plantas primaverales de rápida floración y fuerte aroma. El principal

18

La tierra y el clima

cultivos alimentarios del hombre occidental: trigo, cebada y mijo, todos

de los cuales fueron domesticados por primera vez en o cerca de Siria, todavía

florecen, al igual que las cebollas, el ajo, los pepinos y otras verduras

tablas conocidas desde los primeros tiempos. Trajeron caña de azúcar

desde más lejos lanzado por los conquistadores árabes. Introducción de cultivos
producidos en América en los últimos siglos incluyen el maíz

(maíz), tomates, patatas y tabaco, tabaco Latakia

habiéndose hecho famoso en todo el mundo.

Las antiguas frutas resistentes a la sequía: higos, aceitunas, dátiles

y uvas - de manera similar se han complementado con banano

y árboles de cítricos, que en ausencia de lluvias de verano requieren

riego. El sol abrasador del Mediterráneo, cuyo implacable

los rayos golpean la tierra reseca casi a diario durante todo el seco

sazona, madura la fruta a la perfección. El olivo en particular

exige poco y rinde mucho. Su fruto fue y es uno de

los principales componentes de la dieta de las clases bajas. Aceituna

se consumió aceite en lugar de mantequilla, que es más difícil

para conservar, y se usó para quemar en lámparas, para hacer

ungüentos y perfumes, y para uso medicinal y ceremonial.

propósitos. El residuo pulposo de la fruta se alimentó a los animales,

y sus piedras fueron trituradas y utilizadas como combustible. Desde entonces

La paloma de Noé regresó con una rama de olivo, su hoja ha sido

un símbolo de paz y felicidad. Al sur de Beirut uno

de los huertos de olivos más grandes del mundo se extiende por millas.

Aparte de los árboles frutales, los árboles dominantes en esta zona litoral
son el matorral, el pino mediterráneo, el haya y

la morera, cuyas hojas se han alimentado a

gusanos de seda, haciendo posible la fabricación de seda. Desde el primero

Guerra Mundial, sin embargo, la industria de la seda ha estado en el

decadencia, y con ella los huertos de morera.

A lo largo de las crestas del Monte Líbano y Anti-Líbano

sólo árboles tan resistentes como abetos, cedros y otras coníferas son

capaz de sobrevivir, constituyendo la segunda zona floral. los

el más magnífico y famoso de ellos es el cedro de

Líbano, conocido por su majestuosidad, fuerza, durabilidad y

idoneidad para tallar. El cedro proporcionó a los fenicios

19

Siria

con la mejor madera para construir sus barcos, y

fue buscado por los reyes de los valles sin árboles del Tigris,
Éufrates y Nilo. Desafortunadamente, después de siglos de ex¬

explotación, que culminó en el uso por parte de los turcos otomanos para

combustible de ferrocarril de 1914 a 1918, el cedro sobrevive sólo en

pequeñas arboledas, la más conocida de las cuales es la de Bisharri,

donde aún crecen más de cuatrocientos árboles. Algunos de

estos quizás tengan mil años y veinticinco metros de altura.

Uno ha sido adoptado como emblema por la República moderna.

del Líbano.

La tercera zona floral comprende el abrevadero en forma de cañón

y las mesetas del este de Siria, donde el intenso calor y

lluvias escasas se combinan para producir un régimen de estepa en el que

Los árboles casi desaparecen, las hierbas tienden a tener una existencia estacional.

ence, y sólo sobreviven arbustos toscos y arbustos espinosos.

El Orontes y el Jordán fluyen en lechos profundos y son de

poco uso para riego. Hawran y Transjordania

mesetas son lo suficientemente altas para condensar una cantidad suficiente de

la humedad restante del oeste para permitir los pastos.

Las cabras y las ovejas, en particular las cabras, han fomentado la

proceso de erosión al comer hierba y brotes jóvenes en


las laderas, dejando el suelo suelto y más expuesto a la

acción del agua corriente. Por el relieve del Líbano

montañas y el desagüe de los altos palestinos

tierras, Siria siempre ha tenido escaso pastoreo natural para el ganado

y caballos, pero las ovejas y las cabras pueden encontrar suficiente forraje.

Originalmente un animal salvaje estadounidense, el caballo encontró

su camino hacia el este de Asia en tiempos prehistóricos remotos y,

mientras aún estaba en forma salvaje, llegó hasta Palestina. Eso

fue domesticado en la antigüedad temprana en algún lugar al este de la

Mar Caspio por nómadas indoeuropeos, y luego importados

en el Cercano Oriente unos dos mil años antes de Cristo.

Los hicsos introdujeron el caballo en Siria y Egipto algunos

dieciocho siglos antes de la era cristiana. De Siria es

también se introdujo antes del comienzo de nuestra era en

Arabia donde, como el caballo árabe, ha tenido más éxito

20
La tierra y el clima

que en cualquier otro lugar para mantener su sangre libre de mezclas.

Como el caballo, el camello es de origen americano y

emigró al noreste de Asia hace millones de años. Eso

Poco a poco se abrió camino hacia el noroeste de Arabia y luego hacia

el sur de Siria. La primera referencia conocida a la domesti¬

El camello mencionado en la literatura está en Jueces 6: 5 (véase Génesis 34:

64 - en Génesis el autor estaba proyectando hacia atrás un

condición que existía entonces en su tiempo), describiendo a los madianitas

invasión de Palestina en el siglo XI antes de Cristo.

Los dibujos mesolíticos representan un pequeño camello de una joroba,

sigue siendo el típico camello árabe de hoy.

Otro animal introducido desde la árida Asia a través de

Arabia es la antigua raza de anchas colas gruesas y vellones largos.

oveja, que sigue siendo el tipo común. Animales de tiro sirios

incluyen el burro y la mula, así como el caballo y el camello,

mientras que los animales domesticados comprenden, además de las cabras


y ovejas: vacas, perros y gatos.

21

ERAS PREHISTÓRICAS

Al igual que en un iceberg, la parte visible sobre la superficie de

el agua es sólo una pequeña fracción de la enorme masa, por lo que en el

historia de Siria y los sirios el período histórico es un

una porción aún más pequeña del conjunto, que data sólo de aproximadamente

3000 a. C., hace apenas cincuenta siglos. El pre-litcrary

período, para cuyo conocimiento tenemos que depender de

restos arqueológicos en lugar de registros escritos,

de regreso a través de la Nueva Edad de Piedra (Neolítico) hasta el Antiguo

Edad de Piedra (Paleolítico) decenas de miles de años. Reciente

excavaciones en los páramos deshabitados del norte y

el este de Siria, las cuevas del Líbano, los relatos de Palestina


y las ciudades de Transjordania enterradas en la arena no dejan lugar a dudas

que esta arqueológicamente olvidada y poco conocida

región estaba mucho más avanzada en las edades más tempranas que

se sospechaba previamente.

Durante todo o la mayor parte del Paleolítico temprano,

presumiblemente había seres humanos viviendo en Siria, pero

no se han encontrado sus huesos. Al final de los primeros

Paleolítico, sin embargo, hace unos 150.000 años, el hombre había

gressed suficientemente para dejar rastros reconocibles, en la forma

de implementos de piedra encontrados en depósitos de cuevas o esparcidos por

la superficie. Estas herramientas y armas constan aproximadamente de

pedernales astillados o irregularmente descascarados - al principio hachas de puño,

luego raspadores y picadores, y finalmente hachas de mano.

Los humanos que dejaron estos rastros de piedra de su existencia

eran presumiblemente un tipo primitivo y no especializado de

hombre blanco, cuya cultura aún era indiferenciada. Ellos

vivió, al menos a veces, en cuevas como medida de protección

ción contra la lluvia, los animales salvajes y otros enemigos. los

el clima era lluvioso y tropical, produciendo exuberante vegetación


22

Eras prehistóricas

en la que los animales vivientes ahora en gran parte extintos, entre ellos

formas tempranas del rinoceronte, el hipopótamo y un

criatura parecida a un elefante. En este momento Europa estaba sufriendo

de los rigores de la Edad del Hielo, permitiendo al Cercano Oriente un

comenzar antes como un hábitat humano.

Los únicos otros vestigios supervivientes del hombre paleolítico temprano

arco algunos fragmentos de carbón vegetal de uno de los niveles más bajos

en una cueva del Monte Carmelo. En su lento y arduo ascenso

desde niveles mentales inferiores, el hombre primitivo presumiblemente tropezó

por accidente sobre descubrimientos ocasionales que estimularon

y desarrolló su latente facultad inventiva. Por ejemplo,

debe haber presenciado, y eventualmente aprendido a utilizar,


incendios provocados por rayos y otros sucesos naturales.

Trozos de carne fresca, fruta verde, raíces comestibles deben haber caído

accidentalmente en tales incendios. La ternura resultante y

sabor mejorado sin duda invitó a la experimentación en el

parte del intelectualmente alerta o curioso. Él también debe

repetidamente han experimentado chispas e incluso llamas mientras

pedernales astillados o en escamas y otras piedras duras. Después de un-

generaciones adivinadas, algún genio reflexionó sobre este fenómeno.

menon y, por ensayo y error, aprendi cmo generar y

controlarlo, logrando así uno de los mayores avances

en la marcha progresiva de la humanidad. El valor de un resplandor

se fue realizando gradualmente, no solo para preparar nuevos platos sino

también como medida de protección contra el frío y como medio

de protegerse de las bestias salvajes y sacar a la caza del bosque.

Los primeros restos óseos humanos conocidos en el Cercano

Oriente se encontraron en Palestina, y datan de la mitad

Edad Paleolítica, hace al menos 100.000 años. Ellos presentan

una serie completa de material esquelético que va desde corto,

fornido hombre de Neandertal a través de formas progresivamente superiores

a algunos esqueletos del Monte Carmelo que muestran ciertos


características anatómicas del Homo sapiens. Por tanto, parecen

constituyen un eslabón significativo en la evolución del hombre y

marcar a Siria como el hábitat de un intermedio entre los

primitivo y el hombre moderno.

c 23

Siria

El hombre del Paleolítico medio todavía vivía en cuevas y

subsistía de plantas y animales en su estado natural.

Huesos humanos hábilmente agrietados de los que el codiciado

Se extrajo médula ósea apunta a prácticas caníbales.

Sus implementos, como antes, son copos irregulares y ásperos

trozos de pedernal que empleaba como hachas de mano, raspadores,

picadores y martillos. La organización social era rudimentaria¬

aria, centrada en grupos familiares.

Esta cultura se desarrolló en un clima que fue gradualmente

volviéndose más seco. Los restos de animales incluyen, además de la


rinoceronte e hipopótamo, la gacela, la hiena manchada,

oso, camello, cerdo de río y ciervo. Aunque el clima estaba

ríos cálidos y secos, permanentes todavía regaron el país

y persistieron algunas zonas boscosas o matorrales. En el ultimo

parte del Paleolítico medio una alteración drástica en

Se produjeron condiciones climáticas que involucraron fuertes lluvias.

Siguió otro período húmedo, que duró decenas de miles

de años, durante los cuales la fauna comienza a asumir un moderno

aspecto. Las escasas huellas humanas de esta época lluviosa

están asociados con refugios rocosos en el Líbano.

A lo largo del largo lapso del Paleo superior o tardío

lítico hay evidencia de aumento de la sequedad interrumpida por

un interludio más amortiguado; mediterráneo cálido y fresco

los climas se alternaron. La cultura se conoce de cueva reciente

excavaciones cerca del río Dog, que han arrojado humanos

restos óseos, así como de ciervos, hienas, rinocerontes,

zorros y cabras, con restos de gacela asumiendo un dominante

lugar. Si bien la industria en esta época no

varían de lo anterior, los implementos de piedra manifiestan un

tendencia a disminuir de tamaño, lo que indica que el hombre había comenzado


para montar sus herramientas en mangos de madera o hueso. La madera,

siendo perecederos, no dejaron rastros, pero huesos sospechosos de tal

Se ha descubierto el uso.

La Vieja Edad de Piedra se difumina imperceptiblemente en la

Nueva Edad de Piedra, en la que el hombre usó implementos de piedra pulida

mentos. El período de transición, denominado Mesolítico, o

24

Eras prehistóricas

Edad de Piedra Media: duró unos seis mil años.

alrededor de 12.000 bg No sólo el hombre del Mesolítico pulió

pedernal, basalto y otras armas y herramientas de piedra y, por lo tanto,

hacerlos más efectivos, pero por primera vez también

explotó los recursos de su entorno a un apreciable

grado. Cultura mesolítica en Palestina - llamada Natufian


después de un sitio de wadi - se asocia con huesos de una raza más pequeña

en estatura que sus predecesores paleolíticos, esbelta y

de cabeza redonda, evidentemente miembros de la misma raza a la que

pertenecían los camitas y semitas de épocas posteriores. Su

la industria es rica en huesos labrados y tallados y con muescas

puntas de flecha.

El descubrimiento de un cráneo casi completo de un gran

perro en una cueva en el Monte Carmelo proporciona el primer sirio

evidencia de la domesticación de animales - otro importante

paso en el progreso humano. El perro fue domesticado cuando

El hombre era todavía un recolector de alimentos y un cazador cuyos movimientos

fueron dictados por los de los animales salvajes que buscaba

comida. Pero Siria fue el hogar de varios animales adaptables

para la domesticación, lo que llevó a una vida de pastoreo con una

suministro de alimentos que la caza. En esta etapa pastoral el hombre

seguía siendo un vagabundo, pero sus movimientos ahora estaban gobernados

por su búsqueda de pastos verdes para sus rebaños. El perro

se convirtió en el guardián de los rebaños y del hogar y ayudó

para deshacerse de los despojos.


Otra innovación, que tendió a un sedentarismo

modo de vida y ejerció una influencia aún más duradera

sobre el hombre, fue la práctica de la agricultura, que se inició en el

Mesolítico tardío o quizás el período Neolítico temprano.

El trigo y la cebada crecían silvestres en el norte de Siria y Palestina,

y su valor nutritivo debe haber sido descubierto muy

temprano. Hoces de pedernal y otros implementos dejados por Natufian

habitantes de las cavernas en un número considerable demuestran que ellos y

sus contemporáneos del norte de Siria fueron de los primeros en

el Cercano Oriente - y en el mundo - para labrar la tierra.

La agricultura en Siria probablemente comenzó antes de 6000 bg

25

Siria

como cultura de azada grosera, necesitando movimiento de un lugar a otro

lugar cuando la superficie del suelo se agotó. No hay


evidencia de prácticas agrícolas por parte de otras personas, por lo que

temprano en la historia; primeros inmigrantes semíticos de Siria, por

ejemplo, evidentemente introdujo el cultivo de trigo y uva

en Egipto. Los principales cereales (trigo, cebada y

mijo), frutas (aceitunas, uvas e higos) y verduras, todas

fueron cultivados y mejorados antes de la historia registrada.

Con el cambio a la ganadería y la agricultura, el Mesolítico

nómada se convirtió en un aldeano asentado. Cuevas y refugios rocosos

en las tierras altas fueron gradualmente abandonados en favor de la arcilla

chozas o casas de adobe en asentamientos en llanuras. Restos

de las viviendas primitivas se han encontrado en los niveles más tempranos

de la ocupación humana de Jericó, que se remonta aproximadamente a

5000 bg No se han descubierto asentamientos anteriores.

en qué otro lugar, por lo que Jericó tiene quizás el más largo y continuo

existencia de cualquier ciudad del mundo.

Surgió la propiedad de la tierra. La fijeza de la morada condujo a la

acumulación de experiencia en forma de tradición cultural,

y a la transmisión de esta tradición a posteriores

generaciones. Un resultado importante de la vida comunitaria fue


el fuerte impulso que dio a la evolución del lenguaje,

que el hombre mesolítico elaboró en un grado asombroso.

Una comparación del árabe coloquial moderno, por ejemplo,

con la lengua madre semítica reconstruida revela un

proceso continuo de simplificación desde lo alto y

nivel prehistórico remoto.

Otra reliquia de la vida superior del hombre mesolítico es

creencia en alguna deidad o deidades y una idea cruda de alguna vida

para la persona fallecida después de la muerte, según lo indicado por el

presencia de vasijas de comida y ofrendas en los lugares de enterramiento. los

práctica de la agricultura y la ganadería necesaria

dioses para vigilar campos y rebaños, en lugar de los espíritus

y magia en la que confiaban los cazadores. Las personas pastorales eran

presumiblemente devotos del dios de la luna, que en un cálido

un país como Siria parecía más bondadoso que el

26
Eras prehistóricas

sol. Con la expansión de la agricultura, los hombres llegaron a asociarse

crecimiento con la luz del sol, y el sol comenzó a tener prioridad

sobre la Luna. Además del culto a la diosa del sol, el

Surgió el culto a la Madre Tierra. Simbolismo de culto y

mitología asociada con la diosa de la fertilidad, que

alcanzó su plena floración más tarde en el Adonis-Ishtar y el

Los ciclos Osiris-Isis de Fenicia y Egipto, tienen sus orígenes

en este periodo.

Junto con el crecimiento religioso del hombre mesolítico fue

su evolución artística. En sus primeras manifestaciones, el arte fue

estrechamente vinculado con la magia al representar animales para ser

cazado, creando amuletos de hueso y piedra para protección

contra fuerzas que el hombre no podía controlar y haciendo que la fertilidad

y estatuillas de culto para su uso en rituales diseñados para aumentar en

Magia el producto de su rebaño o cosecha.

En la Nueva Edad de Piedra, que comenzó alrededor

6000 bg y duró unos dos mil años, marcados


Se hicieron avances en la agricultura, la cría de animales, la

uso de implementos de piedra pulida y vida asentada. Esta edad

también vio la invención de la cerámica y el descubrimiento del metal.

La cerámica hace su aparición en Palestina en uno de los

estratos más bajos de Jericó, e incluso puede haber sido inventado

allí. La cerámica monocromática en el norte de Siria puede datar de

alrededor de 5000 bg Esto fue seguido, tal vez después de cinco

siglos, por la cerámica pintada de un montículo al noreste de

Antioquía. Antes de la invención del torno de alfarero, que

debe haber sido anterior a 4000 bg, toda la cerámica fue hecha a mano

a la moda. Los artistas de cerámica del norte de Siria fueron jarrón

pintores que evidentemente emulaban los hábiles productos de

cesteros y tejedores de alfombras. Técnica y artísticamente

sus productos, incluidos platos, cuencos, fuentes, frascos y tazas,

se encuentran entre las mejores telas hechas a mano de la antigüedad. Ellos

utilizó intrincados diseños geométricos y florales policromados

que los jueces competentes afirman nunca han sido superados

en belleza. Para esta época de cerámica pintada, el mayor número

de asentamientos, los depósitos más gruesos y la más alta cultura

27
Siria

Los restos proceden del norte de Siria y Mesopotamia, dejando

Sin duda, la principal corriente de civilización en occidente

Asia fluyó entonces a través de esa región, dejando todos los alrededores

zonas relativamente no afectadas.

La invención de la cerámica fue sin duda un gran paso en

progreso cultural del hombre. Vasijas de barro pronto reemplazadas

calabazas, pieles y trozos de piedra o madera ahuecados,

permitiendo al hombre vivir a cierta distancia de la fuente de su

suministro de agua y, lo que es más importante, almacenar para

utilizar en el futuro cualquier alimento sobrante, así como semillas. Los alimentos

recolector de la etapa nómada, que se había convertido en productor de alimentos

en la etapa agrícola, ahora se convirtió, además, en alimento

conservador. Esto le dio un respiro del tiempo constante-

búsqueda consumidora de sustento, y el ocio resultante

fue esencial para la promoción del progreso humano.


La adición de cerámica a los enseres domésticos del hombre sirve

dicho sea de paso, un propósito científico muy útil. La alfarería es im¬

perecedero, aunque puede romperse en innumerables

tiestos. Su marca y decoración reflejan los gustos y

modas de la época como la ropa de las mujeres en nuestros días;

su distribución ofrece el mejor índice de las primeras relaciones comerciales.

Por lo tanto, su estudio se abre ante el erudito moderno.

de las ventanas más amplias a través de las cuales puede asomarse a la

oscuro reino del pasado. La metalurgia proporciona una

ventana. Con cerámica y metalurgia pasamos de

de la prehistoria a la protohistoria.

El descubrimiento real del metal puede haberse hecho en

Asia occidental poco después de la invención de la cerámica, pero la

supremacía de su primer representante importante, el cobre, debe

se han retrasado unos mil años. En Siria cobre

comenzó a ser más o menos utilizado alrededor del 4000 a. C., pero

no desplazó a la piedra como material dominante para las herramientas

y armas hasta después del 3000 aC Este milenio, el cuarto,

puede denominarse Edad Calcolítica (cobre-piedra); en


el cobre fue utilizado por las comunidades más progresistas,

pero el pedernal siguió siendo el material principal. Huellas de Chalco-

28

Eras prehistóricas

La cultura lítica abunda en Ugarit (cerca de Latakia) y otras

sitios en el norte de Siria y en Palestina. Alrededor del 3000 a. C.

comienza la Edad del Cobre, a menudo designada erróneamente como el Bronce

La edad. El descubrimiento alrededor del 2000 aC de depósitos de mineral en Edom,

al sur y al este del Mar Muerto, completó el triunfo de

cobre.

Tanto en el Calcolítico como en el Neolítico, el norte

Siria sigue siendo el principal foco cultural de todo el Cercano Oriente.

Desde Siria, el conocimiento del cobre se difundió en todos

direcciones - al Egipto predinástico, al norte de Mesopó¬

Tamia y Anatolia. Las reliquias del hombre en esta región.


indican que usó primero cobre, luego su aleación más dura

bronce, para la fabricación de armas de guerra antes de que él

lo usó como herramientas de búsqueda pacífica. Tribus o comunidades

empleando armas de tan maleable, dúctil y tenaz

El metal obviamente disfrutaba de una ventaja preponderante sobre los

empleando piedra. Pero las artes de la paz se beneficiaron igualmente.

El arte de construir mejoró notablemente. Estructuras considerables

hacer su aparición. Muchas aldeas de la Edad del Cobre fueron

rodeada por un muro tosco, para protegerse contra los enemigos.

Mientras tanto, se dio impulso a la agricultura

y cría de animales. El buey, la oveja y la cabra, cuyo

La domesticación comenzó en el Neolítico, ahora se usaban ampliamente,

como lo demuestra su frecuente aparición en figurillas.

El cerdo era el animal preferido para el sacrificio y la paloma

se asoció con la diosa de la fertilidad. Casi todo de

los asentamientos calcolíticos tenían su ubicación en el río

valles o llanuras aluviales y dependía del riego.

En el ámbito de la agricultura, el calcolítico excepcional

El logro así llegó a ser la cultura del riego, que involucra

el cultivo de varias variedades de hortalizas:


lechuga, cebolla, ajo, garbanzos, habas y condimento

mentos. Este aumento en la variedad y cantidad de disponibilidad

La alimentación adecuada se refleja en el notable aumento de la mediana

estatura humana en el Calcolítico tardío. La composición étnica

ción de la población de los diversos asentamientos, en este

29

Siria

período anterior a la llegada de los semitas, no está claro.

El arte dio un gran paso adelante cuando el metal se convirtió en

disponible. Sellos, artículos de joyería y utensilios de cobre de

este período abunda y manifiesta una mejor calidad artística.

Floreció la escultura; comienzan a aparecer pinturas murales.

Pero fue la decoración de cerámica la que siguió aportando

el artista con la mejor oportunidad para el ejercicio de su

talento. A finales del cuarto milenio, la técnica


de pintura vidriada había llegado a principios de la Creta minoica y principios

Egipto dinástico del norte de Siria. En un norte de Siria

montículo se ha encontrado un tesoro de estatuillas de cobre fundido,

incluyendo un dios y una diosa de la fertilidad, el más antiguo conocido

Representación de la forma humana en metal.

El desarrollo de la metalurgia y la cerámica, que

presentó el Calcolítico tardío y la Edad del Cobre temprana,

dio lugar a diferentes oficios, aumento de las relaciones comerciales

entre pueblos y ciudades y resultó en un mayor grado

de especialización laboral. Las ciudades populosas florecieron en

llanuras y valles y en lugares hasta ahora inhabitables.

El comercio comenzó a adquirir proporciones internacionales. Ex¬

expansión de los contactos comerciales y culturales entre Siria,

por un lado, y Egipto y Babilonia, por el otro,

fue un factor de importancia primordial para el desarrollo posterior

ment de todas estas tierras.

Solo faltaba un gran invento: la escritura. los

Los primeros documentos inscritos descubiertos hasta ahora provienen de

Sumer y datan de alrededor del 3500 a.C. Del Meso inferior.


potamia el arte se extendió al norte de Siria. Se convirtió

muy avanzado a principios del tercer milenio. Con ella y

con la llegada simultánea de los semitas, la histórica

comienza el período.

30

LOS SEMITOS ANTIGUOS

El término semita se deriva del nombre de Noé.

hijo mayor, Sem, de quien los semitas eran antes

se supone que es descendiente. En el uso moderno, sin embargo, el

término es exclusivamente lingüístico; un semita es aquel que habla

- o hablaba - cualquiera de la familia semítica de lenguas:

Acadio (asiro-babilónico), cananeo (amorítico y

Fenicio), arameo (siríaco), hebreo, árabe y etíope.

Dentro de esta familia los miembros manifiestan puntos llamativos de


similitud, y como grupo difieren de otros grupos lingüísticos,

siendo el camítico el pariente más cercano. En todos los idiomas semíticos

mide las palabras básicas, como pronombres personales, sustantivos

denotando parentesco de sangre, números y miembros principales de la

cuerpo - son sorprendentemente similares.

Este parentesco lingüístico entre los semíticos

los pueblos es su principal pero no su único vínculo. Com¬

parisons de sus instituciones sociales, creencias religiosas, psico¬

los rasgos lógicos y las características físicas revelan puntos impresionantes

de semejanza. La inferencia es ineludible: su común

antepasados deben haber formado un solo pueblo hablando un solo

lengua y ocupando una sola región, presumiblemente el

Península Arabica. Siempre que su población superó su

escasos recursos, los nómadas del desierto inquietos y medio muertos de hambre

usó su mayor movilidad y resistencia para invadir el

campos fértiles y ciudades prósperas al norte. los

Los israelitas del Antiguo Testamento no fueron ni los primeros ni los

los ltimos semitas en apoderarse y asentarse en las tierras labradas de

Siria.
Tales migraciones semíticas hacia el norte fueron, de hecho, confusas

continuos, alcanzando picos marcados a intervalos de aproximadamente un

mil años. Alrededor del 3500 a.C. tal onda se extendió

Siria

hacia el noreste sobre Sumeria y toda Mesopotamia, pro¬

induciendo a los acadios, más tarde llamados babilonios. Como el

Los invasores semíticos se casaron con sus predecesores en

el Éufrates y el Tigris, aprendieron a construir y vivir en

casas, plantar y regar la tierra y leer y escribir.

Las migraciones posteriores, que se dirigieron hacia el noroeste en

Siria y, por lo tanto, se considerará con mayor detalle,

incluía a los amorreos y cananeos alrededor del 2500 a.

Arameos y hebreos entre 1500 y 1200 a. C., el

Nabateos alrededor del 500 a. C., y finalmente, entre el 630 d. C.

y 650 - los árabes musulmanes, que difundieron la religión

y cultura del Islam desde el oeste a través del norte de África hasta España y

al este a través de Persia hasta la India y Asia Central. El moderno


Los árabes conservan los rasgos semíticos más puros, al igual que el árabe

conservó el parentesco más cercano a la madre habla semítica,

de los cuales todas las lenguas semíticas alguna vez fueron dialectos.

El primer pueblo semita importante que se estableció en Siria

área era un grupo cuyo nombre por sí mismos no se conoce, pero

que fueron llamados amorreos (occidentales) por los sumerios.

Presumiblemente vagaron hacia el norte desde Arabia con sus

rebaños y manadas alrededor del 2500 aC, extendiéndose por el norte

Siria, Biqa y la alta Mesopotamia en los próximos cuatro

siglos, y haciendo la transición del nomadismo pastoral

a la agricultura asentada a principios del segundo milenio.

Fue durante estos siglos que Siria, excluyendo unos pocos

bolsillos habitados por hurritas y otros no semitas, fue

Semitizado, permanentemente, como resultó.

La capital de Amoritc, Mari, en el Éufrates debajo del

desembocadura del Khabur, ha sido excavada, produciendo un notable

tesoro de más de 20.000 tabletas cuneiformes, principalmente en acadio

pero con características que reflejan el discurso amorítico de

los que las escribieron antes del 1700 aC Son reales


archivos de contenido administrativo y económico y men¬

carros tirados por caballos. Las excavaciones del palacio han revelado

frescos murales y baños. Los amorreos no solo

estableció este estado, llamado Amurru, e invadió toda Siria,

32

Los antiguos semitas

pero también gobernó gran parte de Mesopotamia. De los muchos

dinastías locales que establecieron allí, la mayor fue la de

Babilonia, a la que perteneció el primer gran legislador de

antigüedad, Hammurabi. Fue él quien conquistó Amurru

y destruyó a Mari, pero no derrocó al amorreo

príncipes de Siria, en Alepo, en Byblus, en Harran y en otros lugares

dónde.

Poco a poco, el poder amorreo se centró en el centro de Siria,

y sus príncipes hicieron conquistas locales mientras buscaban evadir


o propiciar a sus dos vecinos agresivos: los hititas

al norte y los egipcios al suroeste. En el

el siglo XIV aC este último, según lo revelan las tablillas

encontrado en Egipto en Tell al-Amarnah - perdió interés en Siria

asuntos, y los hititas se apoderaron de todo el norte y el centro

Siria, sin eliminar a los habitantes semíticos. Media¬

mientras, los amorreos de Palestina se encontraban con una nueva

grupo de invasores semíticos, arameos e israelitas,

quienes los encontraron en control de sitios estratégicos y colinas.

Los amorreos eran hombres altos y poderosos con barbas negras.

y narices prominentes. Endurecieron su lanza de cobre

cabezas y cuchillos martillando, luego aleándolos con estaño

para formar bronce. Aunque dejaron pocas inscripciones, principalmente

nombres de lugares y príncipes, no hay duda de que ellos

adoró un panteón que incluía dioses marciales y de la naturaleza

y una diosa de la fertilidad. Levantaron postes y columnas sagradas,

construido megalítico. lugares altos y sacrificios de cimientos practicados

ficio y sacrificio del primogénito. Estas instituciones y

las prácticas fueron continuadas por sus parientes y sucesores,

los cananeos o fenicios.


Los cananeos y amorreos pertenecían al mismo

migración, y por lo tanto eran étnicamente idénticos hasta la

Los cananeos se casaron con los nativos de la liturgia siria.

toral y los amorreos con los del interior. Culturalmente

los cananeos cayeron bajo la influencia de Egipto en lugar de

que de Mesopotamia, como hicieron los amorreos. Diferencia menor¬

diferencias en religión y dialecto se desarrollaron gradualmente, pero la

33

Siria

La distinción real seguía siendo geográfica, como se refleja en

contrastes económicos y políticos.

El nombre de la tierra, Canaán (en hurrita) o Fenicia

(en griego), se refiere al tinte púrpura que era el distintivo

producto del litoral sirio. Este tinte se extrajo de


un pequeño molusco y minuciosamente destilado, y así fue

raro y caro. Las túnicas moradas se convirtieron en la marca de la realeza.

o dignidad pontificia, o de gran riqueza, y permaneció así

hasta la caída del imperio bizantino. Un tinte escarlata hecho

de insectos secos y disueltos en ácido fue otro artículo

del comercio fenicio, como lo fue el vidrio, al principio de los egipcios

origen pero más tarde de fabricación local mejorada. Marfiles de

exquisita mano de obra y belleza, platos y adornos de

plata y oro, armas y herramientas de bronce y hierro,

tela de lana y de lino, alfarería sobre ruedas y

a veces vidriados con estaño para un brillo especial, todos estos fueron

fabricado por hábiles artesanos fenicios organizados en

gremios, y se distribuyeron por todo el Mediterráneo

por los comerciantes fenicios.

Estos artesanos y comerciantes ocupaban un puesto intermedio

en la sociedad cananea entre una aristocracia de terratenientes

nobleza y guerreros de carros y una clase trabajadora compuesta

de siervos agrícolas, pescadores, marineros y esclavos. canaanita

la agricultura utilizaba herramientas y métodos, incluida la agricultura de secano

y amplias terrazas, no muy diferentes de las que todavía están en


uso, y produjeron los mismos cultivos: cereales, aceitunas, uvas

y otras frutas, frijoles y nueces. Animales domesticados

incluía vacas, asnos, ovejas, cabras y cerdos, así como perros.

El pescado y la sal se obtenían del mar, y los humildes

los artesanos preparaban telas y telas, botones y agujas,

herramientas y armas, adornos e instrumentos musicales para

consumo local.

Comercialmente próspero y culturalmente homogéneo,

Canaán nunca estuvo unificado políticamente. La población rural

era escasa, con la mayor parte de la población apiñada en pequeños

pueblos fuertemente amurallados, cada uno autosuficiente y autónomo.

34

Los antiguos semitas

Algunos de ellos, Aradus, Sidón, Tiro, eran asentamientos gemelos.

mentos, uno en el continente, donde comerciaban y cultivaban,


y el otro en islotes adyacentes, a los que se retiraron por

defensa. Otras diminutas ciudades-estado yacían al pie de

Monte Líbano - Trípoli, Batrun, Byblus (ModernJubayl),

Beirut - y en el sur de Siria - Acre, Ascalon y Gaza

en la costa, Gezer, Jerusalén, Jericó y otros del interior.

Ocasionalmente, varios de estos formarían defensas temporales.

leguas cuando se ve amenazado por una invasión, pero por lo general cada

persiguió la inmunidad mediante el pago de tributos y se concentró

en el comercio más que en la guerra. Ugarit, cerca de Latakia, y

Qadcsh, en los Orontcs, ocasionalmente asumía una efímera

liderazgo antes del 1400 a.C., y Byblus, Sidón o Tiro en

veces a partir de entonces, pero más a menudo cada uno se paró, o cayó, solo.

Como sus parientes amorreos, estaban atrapados entre

Hititas y egipcios y fueron atacados por arameos y

Invasores israelitas, as como por los hicsos y hurritas, pero

mantuvieron su preeminencia hasta que fueron conquistados por

Asiria en el siglo VIII precristiano.

La base de esta prosperidad prolongada fue, por supuesto

marítimo y mercantil. Los fenicios utilizaron libaneses

cedro para construir barcos propulsados por velas y remos. Sus primeros
Las rutas marítimas eran rutas costeras hacia Egipto y el Egeo,

pero aprendieron a navegar en mar abierto por las estrellas y

establecido rutas troncales de este a oeste bien cartografiadas que

mantuvieron su monopolio virtual. Ellos amueblaron todo

Mediterráneo con lo que le faltaba a cada distrito: madera,

trigo, aceite de oliva o vino: atún de venta ambulante, vidrio, barro¬

vajilla y otros productos locales y mercados desarrollados para

Telas y orfebrería cananea, brea y resina, caballos y

esclavos Distribuyeron oro e incienso, perfume y

especias del sur de Arabia, y traídas de regreso a Siria

plata, hierro, estaño y plomo de España, esclavos y vasijas de latón

de Jonia, lino de Egipto y corderos y cabras de

Arabia. Otros artículos en los cargamentos fenicios incluían el

rosa, palma, higo, granada, ciruela y almendra, que

35

Siria
difundido por todo el Mediterráneo, y el laurel,

adelfa, iris, hiedra, menta y narciso, que introducen

conducido a Siria desde Grecia.

Los fenicios fueron los primeros en aventurarse más allá del

Pilares de Hércules (los promontorios opuestos del Estrecho

de Gibraltar) en el Océano Atlántico, aunque cuánto

de este mar que atravesaron no es fácil de determinar. Ellos

puede haber llegado a las Islas Sorlingas y Cornualles para intercambiar

alfarería, utensilios de cobre y sal para estaño. Su coronación

logro náutico fue la circunnavegación en el sentido de las agujas del reloj de

África alrededor del 600 a.C. en la dirección del egipcio.

Faraón Necao, un viaje que requirió más de dos

años.

Dondequiera que fueran los fenicios, construyeron el comercio

fábricas, que se convirtieron en asentamientos y luego en

colonias. Especialmente después de los siglos XIII y XII,

cuando fueron expulsados del centro de Siria por el

Arameos y del sur de Siria por los israelitas y

Filisteos, ¿volvieron los cananeos sus energías a


expansión de los mares. Chipre y Cilicia, Creta y Samos,

Corinto y Tracia, Malta y Sicilia occidental, Cerdeña y

Córcega, toda la costa del norte de África, este y sur

España: todo cayó bajo el dominio fenicio. Cádiz en España y

Utica en Túnez se fundó alrededor del año 1000 a.C., y la

el más famoso de todos, Cartago, alrededor del 814. Con el declive

de Fenicia, provocada por la competencia griega y asiria

invasión, Cartago asumió el control comercial y político

supremacía en el Mediterráneo occidental hasta su destrucción

en 146 a. C. por los romanos.

Los fenicios eran los intermediarios de la antigua

mundo en cuestiones intelectuales y culturales, así como en

comercio. Los logros de Egipto y Mesopotamia

fueron llevados por los sirios a todos los pueblos del Mediterráneo,

sirviendo como influencias civilizadoras. Los griegos en particular

se convirtieron en sus alumnos en navegación y colonización y

tomado de ellos en literatura y religión.

36
Los antiguos semitas

El primero en importancia entre estos préstamos fue el

alfabeto. De una forma simplificada de jeroglíficos egipcios

presuntamente desarrollado por trabajadores sin educación en el tur¬

Quoise minas del Sinaí, los fenicios de Byblus derivaron una

escritura fonológica que desarrollaron en una consonante

alfabeto de veintidós letras, efectuando así el mayor

invención jamás hecha por el hombre. Esto ocurrió antes del 1500 a. C.

y breves inscripciones cananeas en este alfabeto datan de

sólo uno o dos siglos más tarde, al igual que las tablillas de Ugarit escritas

en una versión cuneiforme de este alfabeto. Varios no

Las escrituras alfabcticas tambin se utilizaron en Siria durante el segundo

milenio. Tal abundancia de escrituras indica que el

era de pluralismo cultural y fertilización cruzada en

que las ideas mesopotámicas, egipcias y sirias fueron

intercambiado y mezclado libremente, aunque pocas de las

la literatura, escrita en papiro perecedero, ha sobrevivido.

Las inscripciones fenicias se extinguieron en la época de Cristo,


aunque su forma cartaginesa, púnica, se habló hasta el

Conquista musulmana del norte de África. Mientras tanto, los griegos

había tomado prestado el alfabeto antes del 750 a. C., insertó caracteres

acters para las vocales y se lo transmitió a los romanos, a través de

quién y los eslavos llegó a todos los pueblos de Europa.

Los arameos también habían modificado el original fenicio

antes de legarlo a los árabes, indios, armenios y

otros pueblos asiáticos que utilizan el alfabeto.

Conocemos la literatura cananea de dos fuentes:

las Escrituras Hebreas - en las cuales letras, máximas y

leyendas fueron incrustadas - y las tablillas excavadas en

Ugarit desde 1929. Este material es principalmente ritual y

religiosos, que representan una parte importante de los

Literatura cananea y exhibiendo estrechos paralelismos con la

Libro de Job, los Salmos y otras piezas hebreas del

estirpe semita común.

Básico en la religión cananea, como lo indica el

escasas fuentes literarias y la reciente arqueología

descubrimientos, fue el culto a las fuerzas del crecimiento y


37

Siria

reproducción, de la que dependía la existencia misma de un

comunidad agrícola y ganadera en una tierra de escasa

y lluvias inciertas. Esto es generalmente cierto para todos los antiguos

Religiones semíticas. Sus principales características fueron el luto por el

muerte de la deidad de la vegetación Baal, ritos para permitirle

vencer a su adversario (el dios de la muerte) y de ese modo

asegurar suficiente lluvia para producir una nueva cosecha, y regocijarse en

su resurrección y matrimonio con la diosa de la fertilidad Ishtar.

Asociado con la idea de la muerte periódica del

vegetación en el calor del verano y su resurgimiento en primavera, fue

el del renovado vigor del sol después de su aparente

derrota en invierno, como se plasmó en el mito temprano de Tamuz.

Esta deidad fue llamada Adonis por los griegos y luego


fue identificado con el egipcio Osiris. Ritos en su honor

incluía la prostitución sagrada, luego conmutada por la simbólica

el corte del cabello de las mujeres y la autocastración, que luego se redujo

a la circuncisión, una antigua práctica semítica que fue

finalmente abandonado por los sirios que adoptaron el cristianismo.

El dios del cielo paterno y la diosa de la tierra materna, con todos

deidades menores y localizadas, fueron honradas con sacrificios,

con 'lugares altos' (altares y piedras sagradas en la cima de las colinas),

con templos, pilares de piedra y postes o árboles sagrados, con

imágenes mágicas del hogar y con otros símbolos y ritos

repetidamente denunciado por los profetas hebreos.

Durante el período amorreo y cananeo, las relaciones

entre Egipto y Siria se mantuvo estrecha. Byblus y otros

Los puertos sirios habían enviado cedro, vino y aceites a Egipto incluso

antes de que llegaran los semitas y recibieran en ex¬

cambiar oro, orfebrería y papiro. Gradualmente pacífico

El comercio condujo a una invasión militar ya en el siglo XX.

siglo III y antes del 1600 aC sur y centro

Siria hasta Damasco y Biqa se incluyeron en el

Imperio egipcio, entonces bajo el dominio de los hicsos.


Los hicsos eran un confuso gulash de humanidad que

incluía a los amorreos semíticos y a los cananeos, así como a los

Semitas hurritas y hititas. Equipado con hierro curvo

38

Los antiguos semitas

espadas y carros tirados por caballos, dominaron Siria

a lo largo de los siglos XVIII y XVII y

conquistaron Egipto alrededor de 1730 a.C. Impusieron a ambos

países una clase dominante militar que concentraba la riqueza

y poder en una aristocracia de guerreros de carros. Pero ellos

no eran simplemente terroristas toscos. Eran expertos en metal¬

lurgistas, hábiles artesanos en loza y con incrustaciones de hueso y

marfil, mejores alfareros y constructores que sus predecesores,

patrocinadores de la cirugía y las matemáticas. Expulsado de Egipto

alrededor de 1580 por Ahmosc I, se retiraron a Siria, organizaron una


federación de príncipes semíticos y fueron nuevamente derrotados en

Meguido (Armagedón) en 1468 por Thutmosis III. Thut-

Muchos lucharon continua y exitosamente para romper su

poder y reincorporar al sur de Siria en el Egipto

imperio.

La administración egipcia de Siria tenía como objetivo principal

sirviendo el orden y manteniendo un fuerte control sobre los principales

carreteras, para las cuales se utilizaron guarniciones, y al exigir

tributo manejado por funcionarios residentes en ciudades clave y por un

red de recaudadores de impuestos itinerantes. Los detalles de la interna

la administración se dejó en manos de los jefes nativos, quienes mantuvieron

control sobre sus propias fuerzas armadas. Pocos egipcios

emigraron a Siria, pero muchos hombres y niñas sirios fueron a

Egipto, llevando consigo ideas religiosas, técnicas artísticas

y motivos, y productos como el laúd con borlas,

paños bordados y jarrones elegantes.

Un componente de la horda Hyksos eran los hurritas.

(Horites bíblicos), un pueblo aún no identificado ni semítico

ni indoeuropeo en el lenguaje. Bajo indoeuropeo


reyes que establecieron, alrededor del 1500 aC, un estado fuerte llamado

Elenco de Mitanni del Eufrates superior, pero después de dos siglos

estaba dividido entre los hititas aún más fuertes de Anatolia

y los poderosos asirios de Mesopotamia.

Los hititas eran una mezcla de aborígenes de Anatolia y

Invasores indoeuropeos que los habían invadido

2000 aC El tipo facial, representado por una nariz prominente

d 39

Siria

y la frente y la barbilla retraídas, era común en los

aborígenes hititas y hurritas. Todavía prevalece en

Anatolia oriental y entre los armenios y algunos judíos,

ya veces se considera erróneamente semita. Hititas

Destruyó Alepo alrededor del 1600 a.C. y saqueó Babilonia.

unos años más tarde, pero se retiró a Anatolia. Su principal


El impulso sirio se produjo en el siglo XIV, cuando

Shubbiluliuma sometió e incorporó a muchos hicsos

y hurritas en su estado. Logró expulsar a los

Los egipcios, debilitados por las disputas teológicas, desde su

Posesiones sirias, y estableció una fortaleza en Garchcmish

en el Eufrates desde donde los hititas dominaban el norte

Siria. Cuando el imperio hitita fue derrocado

1200 aC por invasores del Egeo, pequeños estados nativos

surgió en el norte de Siria, sólo para caer uno por uno a la

expandiendo el poder de Asiria.

Influencia cultural mesopotámica en Siria, ya sea

material, como el arado y la rueda, o intelectual, como

la medicin del tiempo y de los pesos - siempre haba sur¬

pasó egipcio. Las incursiones militares, sin embargo, desde el

el este se había limitado a incursiones ocasionales por parte de tales babilonios

como Sargón I y Naram-Sin. Una conquista asiria en 1094

bc por Tiglath-pileser demostré ser prematuro, pero Ashur-

nasir-pal y su hijo Salmanasar II en el siglo IX

hizo un daño más permanente, que fue consumado

entre 743 y 722 por Tiglat-pileser III y su hijo


Salmanasar V.Sus sucesores Sargón II, Senaquerib,

Esarhaddon y Ashur-bani-pal trajeron toda Siria y

Egipto en el imperio asirio, que pronto cayó antes

los caldeos (neobabilonios).

Como herederos de los asirios, los caldeos reclamaron dominio

sobre Siria, pero las ciudades fenicias estaban inquietas. Ellos en

el conjunto prefería la soberanía egipcia a la mesopotámica.

Entre 587 y 572 a.C. Nabucodonosor sometió a estos

ciudades, extinguiendo el último aliento de la nacionalidad fenicia

vida, aunque el pueblo cananeo mantuvo su individualidad

40

HIT (t I ^ TES

Carchemishc
M 1 TANNI

oHarran \

} (¿HURRIA nT?}

EuP5 ^ R

™ £ -Ugarit /

:Chipre:

> A \ M 0 R / TESK

\o\_
3 <V \) Hamah

) '¿PAG?

qfQadcsh

- ju Batrun <fv? j

. «$ • & £ o

: —-- V --- ¿Reirutf? ^

_ .. .- / yv y * «r

—-:; Sitlon *> k> / $ ^ ^

* ---— / f \ 7> ° Damasco>

"_ 7 oy>»
* <f

~; ~ F = A crc P s? BASHAN ^

V ---— ~ J kjoMcfiddo 4, /

Jr: ••. / <ic). #

^ Sam aria o -g) / < ► v

—V ■ > '/.C^' 7. , AMMON

yo (iezer ° ojericho

i Ascalon ^ / ° Jerusalén

. Gaza * \, S ^ eoc / Mar

-X vu 3 \ m. \ N

^ EDOM

V Negeb
o Petra

NABATAEANS

Ezion-geber

Siria

Desierto

SIRIA ANTIGUA

Mostrando la distribución de la

Semitas y sus vecinos

entre 2000 y 500 a.C.


Los antiguos semitas

payaso a la conquista de Alejandro en 333 a. C. Ninguno de los

invasores externos habían dejado una gran impresión étnica

sobre la población semítica, pero una nueva ola de semita

invasores de Arabia - los arameos e israelitas -

había afectado permanentemente los patrones étnicos y culturales

de Siria.
Los arameos eran originalmente nómadas árabes que

se había movido hacia el norte y se había asentado a lo largo del Éufrates medio

antes de 1500 a.C. Allí desarrollaron una nacionalidad distinta

y el lenguaje, y gradualmente se extendió hacia el este en Meso¬

potamia y hacia el oeste en toda Siria. Cuando los hititas

destruyó Mitanni alrededor del 1450 a. C., los arameos llenaron

el vacío, concentrándose alrededor de Harran en el noreste

Siria y cerca de Carquemis en el Éufrates. Ellos también

encontraron su camino a Babilonia, con sus parientes cercanos y

compañeros inmigrantes los caldeos. Durante el decimocuarto y

siglos XIII los arameos se multiplicaron y absorbieron

los restantes amorreos, hurritas y hititas del

Valle de Orontes. El monte Líbano bloqueó esto hacia el oeste

movimiento, y las comunidades hitita y amoritc continuaron

florecer allí, mientras que en la llanura marítima el cananeo

los asentamientos permanecieron intactos. Damasco estaba poblado

por los arameos antes del 1200 aC Gradualmente, los recién llegados

asimiló la cultura de los amorreos y cananeos

entre los que se asentaron, pero retuvieron su propio

idioma. De manera similar, en el norte de Siria adoptaron a los hititas.

y rasgos culturales asirios en lugar de originar un dis¬


tintiva cultura aramea.

Hacia el 1200 aC, el movimiento arameo había sido considerado

agrupados, y se establecieron en sus nuevos hogares. los

Los principales estados arameos fueron uno en el noreste de Siria.

que resistió hasta que los asirios los aniquilaron en el noveno

siglo, una versión más pequeña de esto con su centro en Harran,

y un reino del sudoeste, con su capital primero en el

Litani y luego en Damasco. Este estado se expandió al norte

y al este hasta que invadió el territorio asirio, y

43

Siria

sur a expensas de Israel, pero no desafió el

Fenicios en la llanura costera, contentándose con un firme

agarre en el interior de Siria. Un gobernante de Damasco,

Ben-Hadad, encabezó una coalición siria de arameos,


Israelitas y fenicios que en 853 a. C. bloquearon un

Invasión asiria. Otro, Hazacl, rechazó a Salmanasar

III dos veces, en 842 y 838, y trajo gran parte de

Transjordania a su reino, exigiendo tributo de Israel

y Judá. El fin se retrasó así un siglo más,

pero en 732 Damasco cayó, después de un largo asedio, a Tiglat-pilescr

III. Hizo talar los árboles de sus huertos y su

habitantes deportados, poniendo fin a la hegemonía política aramea

para siempre.

La penetración pacífica del comercio arameo y

cultura superó y sobrevivió a la política aramea y

logros militares. Esta cultura, que alcanzó su

altura en los siglos IX y VIII, es poco apreciada

hoy, incluso en círculos eruditos. Ningún sirio moderno es

consciente de su ascendencia y herencia aramea, aunque

muchos libaneses destacan sus orígenes fenicios. Ara¬

Los comerciantes maean enviaron sus caravanas por todo el Fertile

Crescent, monopolizando el comercio terrestre de Siria como su

Primos fenicios y rivales monopolizaron el mar

comercio, con Damasco como puerto del desierto. los


Los arameos comerciaban con púrpura de Fenicia, con bordados

tela, lino, jaspe, cobre, ébano y marfil.

Los comerciantes arameos fueron responsables de difundir

su idioma de forma rápida y amplia. Aproximadamente en el 500 a. C.

Arameo, originalmente el discurso de una sociedad mercantil siria

comunidad, se había convertido no sólo en el lenguaje general de

comercio, cultura y gobierno en todo el

Creciente fértil, pero también la lengua vernácula de su gente. Su

el triunfo sobre sus hermanas, incluido el hebreo, fue completo.

Se convirtió en el idioma de Jesús y su pueblo. Ni fue

la penetración del arameo se limita al área semítica.

Bajo Darío el Grande (521-486) se hizo oficial

44

Los antiguos semitas

lengua interprovincial del gobierno persa; esta


lo tradujo hasta la conquista de Alejandro, la lengua franca de

un imperio que se extiende "desde la India hasta Etiopía". Tal

triunfo de una lengua no respaldada por el imperio

el poder no tiene paralelo en la historia.

Con la difusión del arameo el alfabeto fenicio,

que los arameos fueron los primeros en adoptar, también difundieron

y pasó a otros idiomas en Asia. Los hebreos consiguieron

su alfabeto del arameo entre el sexto y el cuarto

siglos. Los caracteres cuadrados en los que las Biblias hebreas

ahora se imprimen desarrollados a partir de la escritura aramea. los

Los árabes del norte recibieron su alfabeto, en el que el Corán

está escrito, del arameo usado por los nabateos. los

Los armenios, persas e indios adquirieron sus alfabetos.

igualmente de fuentes arameas.

Con el transcurso del tiempo, el idioma arameo se dividió en

dos grupos, un occidental que incluía arameo bíblico,

Palmyrene, nabateo y otros dialectos, y un oriental

compuesto por Mandaic y Syriac. Siríaco se convirtió, con locales

variaciones, el lenguaje de las iglesias de Siria, Líbano,


Palestina y Mesopotamia y se utilizó desde el tercero al

el siglo XIII, cuando fue desplazado por el árabe.

Todavía se habla en tres pueblos de Anti-Líbano, y es

todavía se utiliza en la Maronita y otras liturgias del sirio

Cristianos.

La deidad que recibió la mayor medida de arameo

adoración era el dios de la tormenta Hadad, también llamado Rimmon

(trueno). Un dios del relámpago y el trueno, Hadad era

benéfico cuando envió la lluvia que hizo fructificar la tierra,

maléfico cuando envió inundaciones. Su consorte, una diosa de

generación, fue adorada bajo el nombre de Atargatis, un

típica madre tierra semítica, a menudo representada con velo. además

esta pareja divina el panteón arameo comprendía una

surtido de deidades menores, algunas de carácter local, otras

prestado de vecinos. El principal de estos fue el sol

dios y dios de la luna adorados en todo el mundo semítico.

45
Siria

Los hebreos fueron el cuarto pueblo semítico más importante:

después de los amorreos, cananeos y arameos - para asentarse

En Siria. En los días amorreos el centro de gravedad de Siria

los asuntos estaban en el norte, en la silla de montar siria; en cananeo

otras veces se trasladó al litoral; bajo los arameos yacía

en el interior; con los hebreos se trasladó al sur, a

Palestina. Entrada hebrea a Canaan, como el sur

entonces se llamó a parte de Siria, supuestamente llegó en tres

movimientos definidos. La primera migración tuvo su inicio en

Mesopotamia y fue aproximadamente contemporánea a la

movimiento del siglo XVIII que difundió a los hicsos y

Hurritas sobre la costa oriental del Mediterráneo.

El segundo estaba relacionado con el siglo XIV.

Arameos. El tercero, del que se sabe mucho más,

fue que desde Egipto a través del Sinaí y Transjordania bajo

Moisés y Josué a finales del siglo XIII. Cananeos

formaron el grueso de la población cuando los pioneros de

Llegaron Mesopotamia, los Patriarcas. Amorreos habitados


las tierras altas, que no estaban densamente ocupadas por un

población sedentaria, dando así a los recién llegados una oportunidad

sintonía para asentarse. Las nacionalidades más pequeñas ocupadas fuera del

lugares de camino. Con todos estos, los nuevos colonos se casaron.

El resultado fue el pueblo hebreo, con una composición étnica

origen que consiste en semita, hurrita, hititc y otros

elementos.

El poder de Siria para absorber indígenas nómadas o cuasi nómadas

camioneros animándolos a volverse sedentarios, y

induciéndolos a renunciar a su peculiar fuente de poder

—- movilidad - se ilustró una vez más en el caso de la

Hebreos. Viniendo como vagabundos, aventureros, mercenarios,

soldados sueltos, los futuros hebreos se asentaron gradualmente

entre la población mayor y más civilizada, aprendió

de ellos cómo labrar la tierra, construir casas, practicar las artes

de paz y, sobre todo, de leer y escribir. Mas que

que, los hebreos abandonaron su dialecto arameo y adoptaron

el cananeo. En resumen, los primeros hebreos se convirtieron en

46
Los antiguos semitas

los herederos de las características básicas de la cultura material cananea

y los continuadores de muchos cultos, prácticas y cultos cananeos

principios religiosos.

La historia pre-patriarcal como esbozada por los hebreos

Los cronistas claramente no es historia. Incluso del Patriarcal

La narrativa, el núcleo del hecho histórico, no es fácil de extraer.

La historia de Abraham puede reflejar la migración más temprana;

el israelita puede reflejar el segundo; el mosaico es definitivamente

histórico.

Así comienza la verdadera historia de los israelitas como pueblo.

con el Éxodo de Egipto, un evento que tuvo lugar

probablemente entre 1234 y 1215. Los miembros de la tribu se quedaron

muchos años en el desierto del Sinaí y el Negeb.

Su líder Moisés se casó con la hija de un sacerdote que


adoró a Yahweh (Jehová), un desierto del norte de Arabia

deidad, originalmente un dios de la luna, cuya morada era una tienda y

cuyo ritual comprendía fiestas y sacrificios.

Después del 1200 bg, este clan mixto de nómadas nacidos en el desierto

apareció desde el sureste, el desierto de Transjordania,

decidido a ocupar la tierra fértil. Su

número no podría haber superado los 7000, y pasaron por alto

los pequeños reinos de Edom, Moab y Ammón. En

Canaán (Palestina propiamente dicha) lograron tomar Jericó

y otras ciudades, pero la llamada conquista hebrea fue

en gran parte una penetración lenta y pacífica. Habiendo asegurado un

afianzado en la tierra cultivada, los recién llegados volvieron

reforzado por los matrimonios mixtos con elementos más antiguos y por

adhesión de sus parientes que se habían quedado en la tierra

y nunca emigró a Egipto. A medida que la tierra fue adquirida

fue repartido entre las once tribus, dejando el

tribu sacerdotal de Leví distribuida entre los demás para ministrar

a sus necesidades religiosas. Como consecuencia, Judá y

Benjamin se instaló en el país montañoso alrededor

Jerusalén, y las tribus restantes se establecieron en el


llanuras más fértiles al norte. El período de liquidación

duró aproximadamente cien años. Fue seguido por un largo

47

Siria

lucha con los filisteos, un pueblo indoeuropeo de

el Egeo, que se había apoderado de la costa sur de Siria y le dio

todo el país su nombre permanente, Palestina. Desde el

franja costera se abrieron camino tierra adentro, capturando muchos

Pueblos cananeos y desarmando a la población. El numero

expediciones punitivas y severas exacciones de sucesivas

Los faraones habían empobrecido a Siria y debilitado su resistencia.

ante la embestida de las hordas del desierto, así como de los exploradores marinos.

Ni los filisteos ni los hebreos habrían tenido tal éxito

cese en ganar un punto de apoyo firme en la tierra, había imperial

Egipto todavía pudo ejercer un control total sobre él.


¿Qué dio a los filisteos una ventaja especial sobre sus

enemigos era su superioridad de armadura, que dependía

sobre el conocimiento de la fundición y el uso de hierro para armas

de defensa y ofensiva. Antes de su advenimiento, Hittitcs había

hizo un uso poco frecuente del hierro, pero no se hizo común en

Siria hasta la llegada de los filisteos, que celosamente

guardó los secretos de su procesamiento. No fue hasta el

tiempo de David en el siglo X, ese conocimiento de la

proceso complicado fue adquirido por los hebreos, también

como por los fenicios, que aprendieron a utilizar el hierro en la construcción

buques. Así, la mayor contribución filistea fue la

elevación de la cultura siria de la etapa del bronce a la del hierro.

Más allá de eso y algunos rastros de cultura material en la forma

de alfarería, implementos agrícolas y azuelas de hierro y

cinceles, los filisteos apenas dejaron una reliquia con la que

puede ser recordado. Como comunidad extranjera tenían

no hay garantía de permanencia excepto a través de la continua re¬

plenitud de su sangre por la inmigración, una imposibilidad

bajo las condiciones entonces existentes. Hacia el final de

Durante el reinado de David tienden a desaparecer como colonia. A su debido

Por supuesto que fueron Semitizados y asimilados, dejando muy


poco por el cual su lengua, religión, arquitectura y

se podrían determinar otros aspectos de su vida superior.

La resistencia a los filisteos llevó a la creación del

Monarquía hebrea, con la que la historia de los hebreos

48

Los antiguos semitas

como comienza una nación. Único entre los antiguos semitas,

la nación desarrolló un intenso fervor nacionalista, basado

en su religión monoteísta exclusiva. Su posterior

historia bajo los reyes Saúl, David y Salomón, y luego

en los reinos divididos de Israel y Judá, es bien conocido

a través de sus conexiones bíblicas, que también han dado a cada

detalle exagerado significado y fascinación, pero en el

La historia de Siria se vuelve cada vez más ajena y periférica.

Así, para obtener detalles de los complejos eventos en Palestina, y de


posteriores vicisitudes de los judíos, el lector debe

refiérase a cualquiera de los excelentes tratamientos narrativos. Aquí

que la historia sólo se puede esbozar brevemente en su contexto sirio más amplio

contexto.

El primer monarca hebreo, ungido alrededor del 1020 a. C. por

el líder religioso Samuel, era Saúl, un hombre alto de débil

carácter y disposición lúgubre. Luchó en vano

contra los filisteos, fue derrotado y herido, y

finalmente se suicidó. Su sucesor fue David (alrededor de 1004-

963 aC), el verdadero fundador de la monarquía. El tiró

Soberanía filistea y expandió su reino a la

estado nativo más grande y poderoso que Palestina jamás

producido. Capturó Jerusalén e hizo esto fuerte¬

sostienen su capital y un santuario de adoración a Yahweh.

Bajo David, el comercio hebreo con Tiro prosperó y

prosperó la literatura, especialmente la historia y la poesía religiosa

llamados salmos, muchos de los cuales se atribuyen al rey

él mismo.

Bajo el hijo de David, Salomón (alrededor de 963-923 a. C.), el


La monarquía hebrea se dedica a la minería y la mer¬

empresas en voladizo y en un edificio lujoso, con un real

palacio y un gran templo de cedro libanés. Historias de

El esplendor y el harén de Salomón son verdaderos, los de su poder

y la sabiduría no está respaldada por el registro histórico.

El trabajo obligatorio y los gastos excesivos necesarios

por sus ostentosas obras públicas creó el descontento popular

que bajo su sucesor condujo a la división del reino

49

Siria

en los pequeños estados de Israel y Judá. El norte

Los hebreos eran agricultores cuya religión era básicamente

Cananeo, y que se negó a pagar fuertes impuestos por la gloria

del rey y del templo en Jerusalén, donde Yahvé estaba

adorado por los hebreos del sur, que eran en gran parte

pastores. Los dos reinos se convirtieron en rivales, a veces


enemigos. La desintegración interna fue acelerada por frecuentes

cambios dinásticos y por repetidas revueltas e intrigas en

ambos estados, agravados por invasiones intermitentes por más

vecinos poderosos.

Israel fue conquistada por el asirio Sargón II aproximadamente

721, poco después de la destrucción de Damasco, y muchos de

sus jóvenes fueron llevados al cautiverio. Estaban re¬

colocados por tribus traídas por los asirios de Babilonia,

Siria y Arabia. Los recién llegados se mezclaron con el

israelitas restantes para formar los samaritanos, cuya mezcla

los orígenes étnicos y los principios religiosos llevaron a constantes enfrentamientos

con los judíos.

Judá, aunque saqueada alrededor del 920 a. C. por el faraón

Shishonk, sobrevivió a los ataques asirios, incluido un asedio de

Senaquerib en 701, pero solo al convertirse en un sumiso

vasallo de la poderosa Nínive, pagando tributo con regularidad. Después

la conquista caldea de Nínive en 612, Judá vaciló

entre la sumisión a los vencedores y la alianza desafiante con

Egipto contra ellos. El triunfo decisivo de Nabucodonosor


sobre el faraón Necao en Carquemis en 605 puso fin a la

esperanzas, y Jerusalén cayó en 597. Sedequías, designado

rey de Nabucodonosor, cedido a la tentación crónica

y se rebelaron, lo que llevó a la caída definitiva de Jerusalén en

586, su completa destrucción por el exasperado asirio, y

el cautiverio de sus principales habitantes, estimado en 50.000.

Casi todas las ciudades importantes de Judá fueron devastadas y

así permaneció durante siglos. Hacia 582 Nabucodonosor había

completó la conquista de los vecinos de Judá con el

excepción de Tiro, que resistió bajo asedio hasta 572.

Desde entonces toda Siria quedó segura en manos de los caldeos.

Los antiguos semitas

La cultura de los hebreos se derivó casi en su totalidad

de sus precursores cananeos, cuyo mismo idioma y

alfabeto que adoptaron. De ellos aprendieron a cultivar,


con los ritos y rituales de fertilidad que lo acompañan; Baal siempre

era un rival formidable de Yahweh entre ellos. De

ellos tomaron prestadas todas sus ideas de arte religioso y

arquitectura, de música sacra y profana, de paralelismo

en poesía. Copiaron trajes y artesanías cananeas,

utensilios domésticos y costumbres funerarias, y todos los aspectos de

vida, agregando poco valor incluso en mejoras.

La única contribución de los hebreos a la cultura de

Siria y el mundo eran, sin embargo, estupendos: el

ideas religiosas y éticas encarnadas en la soberbia literatura

herencia del Antiguo Testamento, que ha sido transmitida

ininterrumpidamente como una fuerza viva y dinámica mucho después de su

Las literaturas contemporáneas se perdieron o descartaron como

modelado. La sabiduría de Job y Eclesiastés, la belleza de

los Salmos y el Cantar de los Cantares, el inflexible

monoteísmo de Amós e Isaías, la nobleza ética de

Jeremías y Oseas, la objetividad sin precedentes del

historiadores anónimos que compusieron los libros de Samuel

y Reyes, el poder narrativo de Rut y Ester, todos

estos son universalmente reconocidos. Su importancia en la cultura


La historia natural descansa sobre su absoluta originalidad, pues en cada

de los aspectos mencionados representaban una inmensa

y avances intelectuales sobre todo lo que precedió

ellos y, salvo raras excepciones, nunca se han

aprobado. Durante y después del colapso de Israel y Judá,

esta literatura fue preservada, seleccionada, editada y comentada

sobreviven por eruditos devotos, sobreviviendo para rivalizar con el alfabeto como

El regalo de Siria al progreso humano.

El dominio caldeo sobre Siria, aunque cata¬

estrófico, no fue duradero. Babilonia cayó ante los persas y

Medos bajo Ciro en 538 y cualquier judío que quisiera

regresar a Palestina se les permitió hacerlo. El primero

grupo para regresar reconstruido el Templo a expensas del estado por

Siria

alrededor de 515, y fue seguido en el siglo V por otros

grupos bajo Esdras y Nehemías, quienes llevaron a cabo


reformas y luchó por la pureza étnica. En este momento arameo

había reemplazado al hebreo como lengua vernácula y oficial

lengua de los judíos, aunque el hebreo seguía siendo el sagrado

lengua. Los judíos que se quedaron en Babilonia y resistieron

asimilación fueron los primeros miembros de lo que se conoció

como la diáspora.

La captura persa de Babilonia señaló más de

la destrucción de un imperio. Entonces y allí una era, la

Semita, terminó; comenzó otra era, la indoeuropea.

Los días de los imperios semíticos se habían ido, para no volver por

más de mil años. Y cuando regresaron,

lo hicieron bajo los auspicios de nuevos representantes -

los árabes, que no habían jugado ningún papel importante en la antigua

asuntos Internacionales. Los persas, que marcaron el comienzo de la

Era indoeuropea, pertenecía a la rama indoiraní

de la familia. En su dominio sobre el mundo semítico,

fueron sucedidos por macedonios, romanos y bizantinos,

todos los cuales eran indoeuropeos. Los mezquinos estados de

Siria y Palestina ahora se convirtieron en parte de un gran imperio,

uno de los más grandes de la antigüedad. Dentro de un cuarto de


Siglo después de su nacimiento, este imperio comprendería todo el

mundo civilizado de Egipto y las ciudades jónicas en Asia

Minor al Punjab en India y luego para comenzar a emitir

ojos codiciosos a través del Helesponto hacia el único civilizado

parte de Europa. Las partes más remotas del imperio fueron

reunidos por mejores caminos que los que jamás habían existido, por

una moneda sellada uniforme y por un idioma oficial,

Arameo. Siria, Palestina y Chipre formaron una

Satrapía o provincia del Éufrates, de la cual Damasco era el

ciudad principal.

Los persas utilizaron barcos fenicios en la conquista de

Egipto por Cambises (529-521) y en el ataque a Grecia

bajo Jerjes (485-465). Los fenicios evidentemente agradecen

tuvo la oportunidad de asestar un golpe a su antiguo matrimonio

52
Los antiguos semitas

rivales del tiempo y suministró doscientos siete barcos. En

cavando el canal a través del istmo para evitar las tormentas

alrededor del Monte Athos, la habilidad de la ingeniería fenicia mostró

su excelencia. En la batalla naval de Salamina (480) casi

toda la flota fue destruida. Comenzaron las ciudades fenicias

florecer nuevamente como centros de comercio internacional. Aradus,

Byblus, Sidón y Tiro se les permitió la autonomía local. En

En el siglo IV, estas ciudades-estado fenicias estaban federadas

unos con otros y una ciudad recién creada, Trípoli, fue

hizo el excremento de las instituciones federales. Originalmente con¬

que consta de tres asentamientos separados para representantes de

Tiro, Sidón y Aradus, la ciudad de Trípoli se fusionó en

uno alrededor del 359 a.C., que sirve como capital regional y reunión

lugar de la asamblea común fenicia.

Una revuelta en Sidón en 351 se extendió al resto de Fenicia,

pero Sidón fue incendiada por los persas y las otras ciudades

capituló. Sin embargo, el poder persa estaba disminuyendo claramente,

mientras que su influencia cultural dejó poca impresión a excepción de un


tendencia al dualismo en la religión. Todo el período persa

es uno de los más oscuros en la historia de Siria, pero

ciertamente su civilización siguió siendo ampliamente semítica,

cada vez más modificado por las influencias griegas, como se manifiesta en

Monedas de plata y Escultura buhardilla y loza. En el

Fenicia del siglo VII todavía estaba influyendo en Grecia; en

el sexto hubo un equilibrio aproximado; en la quinta Fenicia

estaba definitivamente en el extremo receptor, con el comercio griego

asentamientos que aparecen en Siria. Por al menos un siglo

antes de la conquista de Macedonia, las ciudades costeras fueron

salpicado de comerciantes y artesanos griegos.

53

LA EDAD HELENÍSTICA

La infiltración gradual de la cultura y el comercio griegos


Las influencias en Siria se aceleraron e intensificaron repentinamente

por su conquista militar bajo el enérgico e ilustre

Macedonio conocido por nosotros como Alejandro Magno, y para

sus súbditos orientales como Iskandar dhu-al ~ Qarnayn (los dos¬

con cuernos). Después de liberar las ciudades griegas de Asia Menor

del dominio persa, sus hábiles y disciplinadas fuerzas derrotaron

el ejército persa numéricamente superior en Issus en 333 a. C.

Para conmemorar esta decisiva victoria, la ciudad de Alex-

andretta (Iskenderun, en la parte de Siria ahora en turco

manos) fue fundada cerca del sitio.

La satrapía siria yacía indefensa ante Alejandro,

que envió un destacamento de caballería por el valle de Orontes para

ocupar Damasco mientras él mismo seguía la ruta costera

y recibió la sumisión de Aradus, Byblus, Sidon y

otros puertos. Sólo Tiro resistió, pero los griegos construyeron un

amplio topo hasta la fortaleza de la isla y, después de siete

5 meses de asedio, lo capturó, ahorcó a sus líderes y vendió

unos 30.000 de sus habitantes en esclavitud. Después de esto

extinguiendo la última chispa del espíritu fenicio, Alejandro

repitió la lección con la última de las ciudades filisteas, Gaza,


dominando su guarnición después de una resistencia heroica pero inútil

con una duración de dos meses. Su población también fue vendida como esclava.

ery, y enormes reservas de las especias para las que era un

célebre depósito fueron capturados.

Con las nuevas conquistas de Alejandro, en Egipto, donde

fundó Alejandría y aceptó honores divinos; en

Mesopotamia, tras cruzar el Éufrates y fundar

al-Raqqah; en Persia, donde las capitales Achamaenid de

Susa y Persépolis fueron saqueadas; en Media, Partia, Bactria

54

La era helenística

e India, donde sus cansadas tropas finalmente insistieron en cambiar

atrás - no nos preocupa. No regresó a Siria

debido a su muerte en Babilonia en 323, pero su política y

El legado cultural alteró la historia de Siria durante los siglos venideros.


Había buscado fervientemente fusionar ideas griegas y orientales

e instituciones, mediante matrimonios mixtos, adoptando atuendos locales

y costumbres y, lo que es más importante, plantando

colonias en ciudades existentes o recién fundadas dondequiera que él

aprobado. Estas ciudades cumplieron el triple propósito de proporcionar

asentamientos para sus guerreros despedidos, formando una cadena de

puestos militares en las líneas de comunicación y creando

centros de irradiación de la influencia cultural helénica. griego

pronto se convirtió en el idioma del aprendizaje, aunque el arameo

seguía siendo el idioma del comercio y ambos se usaban en

administración política.

El extenso imperio macedonio, reunido apresuradamente, cayó

en pedazos a la muerte de su fundador. Sus generales revueltos

por sus provincias más selectas, por las que libraron sangrientos y

guerras prolongadas. Del caos surgieron cuatro generales en

el jefe de cuatro estados: Ptolomeo en Egipto, Escleucus en el

satrapía de Babilonia, Antígono en Asia Menor y Antípater

en Macedonia. Siria, incluida Palestina, al principio cayó a

Antígono, pero en el 312 a. C. Ptolomeo, el más astuto de los

cuatro, y Scleucus, el más capaz, se combinaron para derrotarlo


en Gaza. Los vencedores dividieron Siria entre ellos, con

Tolomeo recibe Palestina y Seleuco se apodera del norte

y el este de Siria, a la que hizo valer su reclamo por

participando en otra victoria sobre Antigonus en 301. El

El año 312, sin embargo, se considera que marca el nacimiento de la

Monarquía siria y como punto de partida del seléucida

era, cuyo calendario estándar era un notable seléucida

logro.

El límite entre el ptolemaico y el seléucida

territorios fluctuaban violenta y constantemente, al igual que los

extensión de los dominios gobernados desde el recién establecido

capital en Antioquía en el Orontes inferior. Por 280 Seleuco I,

e 55

Siria

Surnamcd Nicator (vencedor), había expandido su reino tan lejos como


el Oxus y el Indo, haciéndolo durante un tiempo mucho más

extenso y poderoso de todos los estados que surgieron de la

fragmentos del efímero imperio de Alejandro. Mientras buscaba

para agregar Macedonia a sus propiedades, fue asesinado allí

en 280.

El logro más duradero de Scleucus I, cómo¬

nunca, no fueron sus conquistas territoriales, sino las ciudades griegas

que había fundado en un esfuerzo por promover la Hellcnization

política proyectada por Alejandro. Estos numerados

treinta, de los cuales los más importantes dentro de Siria fueron los

Antioquía, capital política y cultural, la base militar y

tesorería en Apamea en el Orontes medio, y el puerto de

Latakia (Laodicea). Se eligieron todos los sitios para nuevas ciudades

con cuidado, en lugares estratégicos que eran fácilmente accesibles

y, sin embargo, se defiende fácilmente. En muchos casos caseríos nativos o

las fortalezas se transformaron en ciudades greco-macedonias,

tanto por Seleuco y sus sucesores en el norte, como por el

Ptolomeos egipcios en el sur. Cascos antiguos con semita

nombres, que fueron recolonizados y renombrados, incluían Acre

(Tolomeo), Bet-seán (Escitópolis), Hama (Epifania),


Shayzar (Larissa) y Aleppo (Beroea). Ninguno de los nuevos

sobrevivieron nombres, excepto Trípoli. En estas ciudades colonizadas

al elemento nativo se le permitió un lugar más grande que en el

nuevos asentamientos, y en consecuencia los colonos los¬

a menudo se volvían nativos, de modo que a su debido tiempo estas ciudades

se despojaron de su fina capa de helenismo junto con el griego

nomenclatura y reafirmaron su carácter semítico. Me gusta¬

sabia la mayoría de los distritos, montañas y ríos que se les dio

Los nombres griegos eventualmente volvieron a las formas semíticas.

Las nuevas ciudades-colonias griegas se dispusieron de acuerdo con

un plan preconcebido caracterizado por calles rectas entrecruzadas

seccionando en ángulo recto, y se les proporcionaron foros,

teatros, gimnasios, baños y otras instituciones. En ellos

la forma constitucional de la ciudad-estado griega era principal¬

mantenida con amplia provisión para la autorrealización de la

56
La era helenística

ciudadano como parte integral de la comunidad. En todo esto

los nuevos asentamientos diferían de los antiguos semíticos,

que generalmente se construían alrededor de una fortaleza, un manantial o un

santuario como un ncleo, creci sin plan y no tena canales

para que una forma de vida democrática encuentre expresión. Los colonos

eran principalmente soldados griegos y macedonios asentados por

Decreto real. Las esposas se obtuvieron en parte de los nativos

existencias. Civiles indígenas y extranjeros, atraídos por las oportunidades

tunidades para prosperar, atestadas a estos asentamientos. A tiempo

mestizos y nativos que se habían puesto los elementos externos de

El helenismo se añadió a la población colonial, que

luego pasó a englobar comerciantes, artistas, eruditos y esclavos.

Siria ahora tenía más ciudades que nunca.

El imperio construido por Scleucus estaba casi perdido bajo

sus sucesores. Invasión egipcia, rebelión parta,

La secesión de Anatolia y otros desastres minaron la fuerza

del estado seléucida, por lo que había perdido gran parte de su territorio

y brillantez por 223 bg, cuando Antiochus III se convirtió en


rey y se comprometió a restaurarlos. Antíoco primero re¬

Conquistó el territorio iraní hasta Bactria e India,

y luego en 198 derrotó a las fuerzas egipcias y recuperó

la parte sur amputada de Siria. En esta victoria él

usaba elefantes, de los cuales había traído un nuevo suministro

de la India. Por veinte años de incesante lucha contra Antíoco

Yo había recuperado casi todo lo que habían perdido sus predecesores,

y se había ganado el calificativo de Grande.

En este momento apareció una embajada de Roma en su

tribunal para advertirle que mantenga las manos fuera de Egipto. Este es el primero

comunicación de la que tenemos noticias entre Roma y Antioquía; eso

marca una nueva era en los asuntos internacionales antiguos. Era

luego que Aníbal buscó asilo en Siria e instó a

Antíoco para invadir Italia. Antíoco no estaba completamente consciente

del poder del nuevo gigante que se avecina en el oeste. Él

se aventuró a asestar un golpe a Grecia, donde los romanos

estaban penetrando, y allí se encontró con la derrota a manos de ellos en

Termópilas (191 a. C.). Al año siguiente sufrió

57
Siria

otra derrota de los romanos cerca de Magnesia, en el oeste

Asia Menor, y en 188 se vio obligado a cederles todos sus

dominios más allá de Tauro y pagar una fuerte guerra en¬

demnidad. Asia Menor con sus rutas comerciales terrestres y directas

El acceso a la civilización griega se perdió definitivamente.

La paz ignominiosa y el pesado tributo dejaron a Siria en un

estado débil, pero en 169 aC Antíoco IV era fuerte

suficiente para derrotar al ejército egipcio, capturar a Ptolomeo VI

y ocupar el bajo Egipto. Solo Alejandría se negó a someterse

y fue sometido a un sitio. Esto pronto se planteó, sin embargo,

bajo la presión de Roma, para quien Antíoco todavía era

pagando cuotas de la indemnización de guerra. La con¬

Queror evacuó la tierra y regresó a casa.

Mientras que Roma podría circunscribir el ejército estadounidense de Antioquía


actividad, ciertamente no pudo frenar su actividad misionera

como campeón del helenismo. En esto estaba siguiendo el

política tradicional de la casa Selcucid, que consideró

El helenismo es el denominador común en el que todos sus

los sujetos deben reunirse. Pero Antíoco fue demasiado lejos. Él

proclamó su propia divinidad, que era aceptable para la mayoría

de sus súbditos sirios, pero no a algunos de los judíos. A pesar de que

los ricos y los aristócratas de Jerusalén habían respondido

favorablemente a la clenización, adoptando la lengua griega

y costumbres e incluso atuendos, los fundamentalistas y

los nacionalistas estaban unidos en su decidida oposición a

todo griego, y especialmente al mestizaje de sus

monoteísmo rígido y profanación de su Templo.

En el 168 a. C. estalló una revuelta en Judea bajo el

liderazgo de un Judas, más tarde llamado Macabeo. En primer lugar

el levantamiento se dirigió más contra la clase alta, que

explotó a las masas, que contra el gobierno central.

Judas con sus hermanos organizó guerrillas que

operado en las colinas y evitó batallas campales con el

fuerzas reales. Finalmente, Jerusalén fue capturada, el templo


fue limpiado y se restauró el sacrificio diario. Aunque

de carácter religioso al principio, el movimiento se desarrolló

58

La era helenística

en una revuelta nacional destinada a liberar la tierra. los

El choque no fue solo con las fuerzas sirias, sino también entre

fundamentalistas nacionalistas que eran inquebrantables en su

devoción al hebraísmo y adherentes a la nueva cultura que

Constituyó el partido helenístico o reformista. En ambos con¬

La victoria de flicts fue para el lado macabeo. En 141 a. C.

Simón, el hermano de Judas, fue elegido sumo sacerdote y gobernante, y

La independencia judía fue reconocida por el rey seléucida,

Demetrio II. Nació una nueva mancomunidad judía,

que duró hasta el advenimiento de los romanos ochenta años después.

Los macabeos judaizaron por la fuerza a los que hablaban arameo

los árabes paganos (lturos) de Galilea y los idumeos de


el sur de Judea ofreciéndoles una opción entre la expulsión

y circuncisión. Este último fue el preferido por la mayoría.

Los judíos no fueron la única nación que se aprovechó de

Debilidad seléucida. Partia, Bactria y tierras colindantes

logró reafirmar su independencia. Dinastías árabes

se establecieron en Edesa, Palmyra, Homs y en el

Biqa, reduciendo a los sucesores incompetentes de Antiochus IV

de una casa imperial a los gobernantes de un estado local en el norte

Siria. Todo el siglo transcurrido entre su muerte en 164 y el

La conquista romana en el 64 a. C. presenta una imagen confusa de

revueltas nativas, disensiones internas, disputas familiares y constantes

pérdida de territorio.

Entre los árabes, los nabateos, establecidos al sur

del Mar Muerto en Petra, ahora se estaban convirtiendo en un considerable

poder. Aparecen por primera vez a principios del sexto siglo precristiano.

siglo como tribus nómadas en el desierto al este de lo que es hoy

Transjordania y eran entonces los estados arameos de Edom

y Moab. En 400, mientras Siria estaba bajo el dominio persa,

eran todavía en su mayoría nómadas, vivían en tiendas de campaña, hablaban árabe,


aborreciendo el vino y desinteresado en la agricultura. En el

siglo siguiente abandonaron el estilo de vida pastoral

a favor de la agricultura y el comercio, evolucionando gradualmente hacia

una organización altamente organizada, culturalmente avanzada, progresista y

sociedad opulenta. El suyo fue otro caso que ilustra un

59

Siria

tema siempre recurrente de la historia del antiguo Cercano Oriente: el

tema de los pastores que se convierten en labradores y luego en comerciantes de tierras

deficientes en recursos pero con una ubicación favorable para caravanas

comercio. En el 312 a. C. rechazaron los ataques de Antígono.

contra Petra que, como única ciudad entre el Jordán

y Hejaz con abundante agua pura, habían desarrollado

en una estación de caravanas fuertemente fortificada en el cruce de

rutas del incienso y las especias. Desde Petra extendieron su

se inclinan hacia el norte, reconstruyendo y reasentando el antiguo arameo


ciudades, erigiendo puestos para proteger las rutas de las caravanas a Gaza

y Damasco, explotando los recursos minerales y utilizando

su habilidad en ingeniería hidráulica para regar y cultivar

más del margen del desierto que cualquier otro pueblo árabe

antes o después.

Poco se sabe de Nabatea en el siglo III, mientras que

sus colonos estaban desarrollando sus potencialidades. Temprano en

el segundo surgió como una fuerza a tener en cuenta en Near

La política oriental, aunque fue durante un tiempo bajo Ptolomeo

influencia. En 169 a. C., una serie de nabateos definitivamente conocidos

reyes comenzaron con Harithath I, quien figuraba como un aliado de

los Macabeos contra los reyes seléucidas de Siria. Más tarde

las dos casas se convirtieron en rivales. En el 96 a. C., Harithath II

se apresuró a ayudar a Gaza, asediada por los Maccabcan

Alexander Jannaeus. Unos años más tarde, el nabateo

El rey Obidath derrotó a Jannaeus en una batalla crucial librada

en la orilla oriental del mar de Galilea y abrió el camino

para la ocupación del sureste de Siria, ahora Hawran

meseta y Jabal al-Duruz. Aprovechando la

decadencia de sus vecinos seléucidas y ptolemaicos, Obidath


y su sucesor Harithath III continuó impulsando la

Frontera árabe hacia el norte hasta que los romanos aparecieron en

la escena.

Este Harithath, cuya entusiasta respuesta al helenístico

civilización le valió el epíteto Philhellene, era el verdadero

fundador del poder nabateo y el primero en atacar a los nabateos

moneda. En repetidas ocasiones derrotó al ejército de Judea y

60

La era helenística

sitió Jerusalén. En respuesta a una invitación de

Damasco se instaló en el 85 a. C. como maestro de

esa ciudad seléucida y de la rica llanura dominada por ella.

La invitación fue motivada por el odio damasceno hacia el

Gobernante Ituraean de Biqa, que había devastado los campos de

Byblus y Beirut y aspiraba al gobierno de toda Siria.


Doce años después, Harithath rechazó un ataque de Pompeyo,

el primer contacto nabateo directo con Roma. La tardia

La historia de Nabatea está relacionada con la de la Siria romana y

pertenece al siguiente capítulo, pero sus líneas principales ya estaban

bien establecido.

Árabe en el habla, arameo en la escritura, semita en la religión,

Helenística en arte y arquitectura, la cultura nabatea

era sintético, superficialmente helénico pero básicamente árabe,

y así quedó. Petra, tallada en la vida múltiple¬

arenisca coloreada en una aplicación única del arte a la naturaleza,

comenzó a tomar el aspecto de una ciudad típicamente helenística,

con una hermosa calle principal y varios religiosos y publicos

Edificios. Inspirados en modelos griegos, artesanos nabateos

introdujo un nuevo tipo de alfarería que se destaca entre

los mejores producidos en el sur de Siria. Restos de tazas,

platillos, platos, jarras y cuencos son de cáscara de huevo increíble

delgadez y mano de obra superior. La arcilla utilizada es

ante rojizo, los diseños generalmente estilizados florales o de hojas

patrones. La prevalencia de uvas y hojas de vid en

la decoración cerámica y arquitectónica es otro indicio


que ya no se practicaba la anterior abstinencia del vino.

Con su competencia en cerámica, arquitectura y

ingeniería hidráulica los nabateos combinaron excepcionales

habilidad de comercialización. El comercio de Petran penetró hasta

Italia y el Golfo Pérsico, e incluso lo atestiguan los chinos

registros de tráfico de seda cruda. Mirra, especias e incienso

del sur de Arabia, ricas telas de seda de Damasco y

Gaza, henna de Ascalon, cristalería y púrpura de Sidon

Tiro y las perlas del Golfo Pérsico constituían el

principales productos básicos. Los productos autóctonos de Nabataea

61

Siria

compuesto de oro, plata y aceite de sésamo y probablemente asfalto

y otros minerales remunerativos de las costas del

Mar Muerto. Se trajeron importaciones griegas y romanas


Frascos de ático, fragmentos de los cuales todavía se pueden encontrar alrededor

Petra. Las fuerzas nabateas protegieron las rutas de las caravanas y

recaudado impuestos sobre las mercancías en tránsito. Presumiblemente el mer¬

Los cánticos hablaban no sólo árabe y arameo, sino también griego y

incluso latín. Una escritura nabatea distintiva difiere gradualmente

se originó del arameo y finalmente se convirtió en

Gire la fuente del alfabeto árabe.

La religión nabatea era del 1 tipo semítico común

basado en ritos agrícolas de fertilidad. Conservó elementos

del antiguo culto asociado con lugares altos y de pie

piedras. A la cabeza del panteón estaba el dios sol

Dushara, quien fue adorado en forma de un tallado

piedra negra u obelisco. Asociado con él w 7 como la luna

diosa Allat, deidad principal de Arabia. La diosa aramea

Atargatis se convirtió en la diosa nabatea del grano, el follaje,

fruta y pescado. Otras deidades también corresponden a las de

Siria y Arabia. El culto a la serpiente formaba parte de este

religión. A medida que las formas helenísticas de pensamiento ganaron popularidad, estas

antiguas deidades semíticas tomaron apariencia griega, siendo Dushara

equiparado con Dioniso. Más investigaciones probablemente


revelan una mayor medida de la influencia nabatea sobre los bebés

Cristianismo e Islam de lo que generalmente se ha pensado.

La delineación del carácter nacional nabateo en

Estrabón y Diodoro son sin duda exagerados, pero deben ser

básicamente correcto. La imagen general es la de un sensible,

gente adquisitiva, ordenada y democrática absorbida en el comercio

y agricultura. La sociedad tenía pocos esclavos y ningún pobre.

El rey estaba tan cerca de sus súbditos que a menudo

un relato de su reinado a la asamblea popular.

Mientras judíos y árabes estaban perturbando el sur y

fronteras orientales de la Siria selccida, los puertos fenicios estaban

recuperando su autonomía en occidente y un nuevo poder

estaba subiendo hacia el norte. El rey Tigrancs de Armenia invadió

62

La era helenística
Mesopotamia, entonces bajo el dominio parto, y en el 85 a. C.

atacando Cilicia y el norte de Siria. Desgastado por civil

guerras y disputas dinásticas, los sirios no pudieron ni pudieron

ansiosos por ofrecer resistencia, e incluso las ciudades griegas consintieron

en la nueva regla. En su camino hacia el sur, los armenios

llegó a Acre y, por lo tanto, amenazó tanto al reino judío

y Egipto, donde la casa ptolemaica se tambaleaba, pero en

69 a. C. los romanos obligaron a retirarse de toda Siria.

Las victorias de Pompeyo en Asia Menor sobre Mitrídates de

Ponto dejó Siria abierta a la ocupación romana (ayudando a la

los últimos estertores de su otrora glorioso período Sclcucid.

La civilización helenística disfrutó de un lapso mucho más largo de

vida en Siria que el dominio poltico griego, sobreviviendo

durante casi mil años bajo seléucidas, romanos y

Bizantinos, y coloreando la civilización árabe que re¬

lo colocó en el siglo VII de la era cristiana.

La cultura helenística era sintética y ecléctica, en contraste

a la pura cultura helénica de Grecia, y logró

supremacía no sólo en Siria sino en todo el suroeste


Asia y Egipto. Naturalmente, diferentes partes de Siria re¬

respondido en diferente medida a los estímulos helenísticos. En el

deidades nativas del norte fueron identificadas con dioses griegos y

rebautizado, Baal se convirtió en Zeus Olympus. Un santuario al sur

de Antioquía recibió el nombre de Dafne, la ninfa

amado por Apolo y metamorfoseado en un árbol de laurel.

Los peregrinos acudieron en masa de toda Siria al santuario de

Apolo allí, lo que lo convierte en un notorio centro de malicia.

De hecho, el norte de Siria se convirtió en una segunda Macedonia, donde

el intrusivo elemento griego se sintió completamente como en casa.

Las ciudades fenicias ya habían tenido contactos con el

Mundo griego durante varios siglos y no dudó en

adoptando la nueva síntesis r. El helenismo que se desarrolló

en la Siria fenicia era más vigorosa y productiva que

el de la Siria aramea y no exhibió ninguno de los

destaca que caracterizó a la sociedad judía contemporánea.

La filosofía y la literatura griegas se cultivaron asiduamente

63
Siria

allí, no menos que en ciudades griegas como Antioquía. Pedo ^

al sur, Ascalon era un centro de cultura helenística, pero la mayoría

de las otras ciudades costeras de Palestina estaba desolada, en ruinas

por los militantes judíos macabeos, que también reprendieron a los

pro-helenos en medio de ellos y en Samaria y Galilea.

A pesar del reconocimiento general de la superioridad de

La literatura y la civilización griegas, los muchos educados

Los sirios que estudiaron griego y escribieron en él produjeron poco

de valor duradero. El arameo persistió a lo largo de

vernáculo del pueblo, que permaneció semítico en su

costumbres y forma de vida. Básicamente ya no estaban

Hellcnized que los sirios modernos fueron afrancesados. Qué

la introducción del pensamiento griego hizo fue interrumpir

la estructura política e intelectual puramente semítica y

para abrir la puerta a posteriores influencias romanizantes. A

Tuvieron que pasar mil años antes de que se posicionara una reintegración.
sible. Tampoco la literatura aramea de la Siria seléucida ha dejado

permanece, ya que la actividad literaria indígena aparentemente se redujo

a casi nada, por un sentimiento de inferioridad. Presumiblemente

algunos fueron escritos pero no sobrevivieron. Cierto hebreo

obras habrían corrido la misma suerte si no hubieran encontrado un

Traductor griego y aceptado entre los apócrifos.

Una de nuestras principales fuentes de conocimiento de esta época, Mac¬

cabees, fue escrito evidentemente entre 105 y 63 a. C. y

traducido al griego de un original hebreo. Dos hebreos

las obras de la era seléucida se abrieron camino en el canon:

Eclesiastés, escrito alrededor del 200 a. C. por un aristocrático hel-

judío lenizado, y Daniel, compuesto en el segundo preámbulo

Siglo cristiano. De los dos, Eclesiastés tiene mucho

mayor afinidad con el pensamiento griego.

Ninguna parte del imperio seléucida se convirtió en un verdadero

centro de creatividad artística, literaria o científica. los

Los reyes nunca fueron generosos patrocinadores del saber, aunque

establecieron bibliotecas en las capitales; Antioquía tenía un

sobresaliente. Considerando la mejora en com¬

comunicación y la difusión de una civilización común con


64

La era helenística

un discurso común, el aprendizaje habría florecido más si

recibió el aliento real. Siria helenística pro¬

indujo a un par de geógrafos historiadores, algunos astrónomos,

un número limitado de poetas, ninguno de los cuales era de primer orden,

y un notable número de filósofos, principalmente del

Escuela estoica. Casi todos pertenecían al segundo o temprano

primer siglo antes de Cristo. El estoicismo desde el principio estableció

Estuvo estrechamente relacionada con la concepción semítica de la vida.

y se mantuvo a lo largo de su carrera afable con el Semitizado

Griegos y semitas helenizados. En su énfasis en

hermandad y estado mundial, virtud y vida ética,

y considerando todo lo que tiene que ver con el cuerpo -

fuerza y debilidad, salud y enfermedad, riqueza y

pobreza - como cuestión de indiferencia, esta filosofía fue


en cierto sentido, un precursor del cristianismo.

Las instituciones polticas del reino Sclcucid eran un

extraña mezcla de greco-macedonio y siro-persa

elementos, entre los que predominaban estos últimos. En el

el jefe del estado estaba al rey con el poder absoluto. En

de hecho él era el estado. Toda autoridad provenía de él.

Nombró y destituyó a los funcionarios a su gusto. Su

El gobierno era personal y dinástico basado en el derecho de con¬

búsqueda y sucesión. Estaba rodeado por un halo divino,

una herencia de Alejandro y los monarcas orientales. los

Se proclamó la ascendencia divina del fundador de la casa.

temprano en su carrera por un oráculo y fue generalmente aceptado.

La población semita nativa mantuvo una actitud

que puede describirse mejor como aquiescencia pasiva.

El régimen del palacio, con su despliegue de carmesí

y el oro y la notoriedad de sus chambelanes y

eunucos, era más oriental que occidental. En estado

ocasiones el monarca llevaba en la cabeza una diadema, símbolo

de su realeza. El anillo de sello también sirvió como emblema de


realeza. El vestido del monarca siguió siendo el antiguo nacional

atuendo de Macedonia pero glorificado y hecho de tela púrpura,

con todas sus asociaciones sacerdotales y regias. Espléndidos banquetes

^5

Siria

con espléndidos regalos y pródigas demostraciones de riqueza,

junto con la caza y la equitación, el jefe recrea¬

ción del rey y su corte, compuesta por los macedonios

nobleza y la nueva clase oficial.

El cargo más alto era el de 'ministro de asuntos', un

continuación del oficio persa de visir. La jerarquía

incluido el jefe de la cancillería real, el ministro de finanzas,

el secretario de finanzas, el intendente y el jefe

médico. En las provincias los funcionarios eran sátrapas, distritos

gobernadores, secretarios y supervisores de impuestos. El Ministerio


de finanzas era una oficina especialmente codiciada. En general,

los seléucidas y los ptolomeos eran monógamos pero mantenían

amantes. Los miembros de ambas casas practicaban hermana mar¬

riage, como lo habían hecho los faraones y los reyes persas. Miembros

de la familia real y del cuerpo oficial tenía una plétora de

esclavos La sociedad helenística en todas partes era pobre en máquinas,

rico en esclavos.

El ejército seléucida, que en sus primeras etapas consistió en

de todos los macedonios y griegos varones en el reino, fue

influyente en los asuntos estatales, con la caballería en un rango más alto

y recibiendo más paga que la infantería. Como la marina

el ejército era del rey, y proporcionaba un medio principal

por el cual los hombres podrían llegar al poder. Su núcleo era el

falange, armado con espadas y veintiún pies de largo

lanzas, y protegido por cascos y escudos. El misil

tiradores consistían en arqueros, honderos y javclineers dibujados

del elemento no helénico de la población. los

artillería de los reyes helenísticos, incluidas las catapultas, abrió

un nuevo capítulo en la historia de Siegccraft y provocó una

correspondiente mejora en el arte de la fortificación de la ciudad.


Arqueros y honderos persas y kurdos, caballería mediana

y arqueros árabes montados en dromedarios lucharon a lo largo¬

lado griegos y sirios.

El camello y el caballo como instrumentos de guerra habían sido

conocido en el suroeste de Asia desde hace siglos, pero el elefante

era una nueva característica del ejército seléucida y aparece como un

66

La era helenística

emblema en sus monedas. Solo los reyes sirios

curar elefantes de la India, y mantuvo a unos 500 en un entrenamiento

depósito en Apamea. En batalla, un mahout indio se montó a horcajadas

el cuello del elefante, que llevaba una torre de madera

con cuatro combatientes. Los animales fueron utilizados no solo

contra los elefantes enemigos (los Ptolomeos usaban elefantes de

África), sino como una pantalla contra la caballería y para irrumpir en


posiciones fortificadas. En 163 a. C. los romanos enviaron una misión a

destruir a los elefantes de guerra de Siria, poniendo fin virtualmente al único

período de la historia en el que este animal jugó un importante

participar en la guerra fuera de la India.

La misma misión romana que destruyó la guerra

se acusó a los elefantes de quemar la flota seléucida,

que se había incrementado más allá del número permitido

Antíoco III en el tratado de 188. Mientras la flota jugaba

ningún papel decisivo en ninguna de las batallas registradas, sin embargo, debe

han tenido suficiente valor de molestia como para necesitar su inclusión en

el tratado de una cláusula que limite el número de sus unidades y

confinando su esfera de actividad a las aguas asiáticas. Un pequeño

parte de ella se mantuvo evidentemente en el Golfo Pérsico. Sobre

En conjunto, la función de la marina era apoyar al ejército.

y proteger los transportes militares. Sin duda estaba tripulado

principalmente por fenicios. Los barcos eran quinquerremes,

tener una sola fila de remos con cinco hombres en cada remo.

Podrían usarse para embestir, una práctica en la que el

Los fenicios sobresalieron.


La unidad del imperio seléucida encontró expresión en

la uniformidad de su organización militar y en el

sistema administrativo de las provincias heredadas en gran parte

parte de los persas. Del gobierno provincial local

no se sabe mucho, pero es evidente que el antiguo gobierno

se mantuvo la maquinaria mental. El administrativo

división mantuvo su nombre persa, satrapía, y fue sub¬

dividido en distritos para fines administrativos. El Real

ceca estaba, por supuesto, en Antioquía, pero existían cecas provinciales

en Tiro, Sidón, Aradus y otras ciudades importantes. los

67

Siria

Las ciudades estaban obligadas a pagar impuestos y obedecer ocasionalmente a la realeza.

ordenanzas, pero se les permitió administrar sus propios recursos

asuntos ternos e incluso para controlar territorios vecinos.


El campesinado nativo vivía en aldeas que mantenían

su estatus y forma de vida sin tener en cuenta los cambios dinásticos.

La tierra que cultivaban era principalmente del rey o de alguna

el propietario y los inquilinos se compraron y vendieron con él

como siervos. En los distritos rurales, los seléucidas continuaron la

práctica habitual en el suroeste de Asia de recolectar diezmos,

una décima parte de la cosecha. A partir de referencias esporádicas

Parece que el impuesto no se impuso al individuo sino a

la comunidad. Una gran parte se pagó en especie en el

nombre de la ciudad, pueblo o tribu por el jefe o sumo sacerdote.

Los ingresos reales también se derivaron de un impuesto de capitación y un impuesto.

de sal, mientras que las minas, canteras, bosques y pesquerías fueron

probablemente propiedad de la corona y operada por ella.

El comercio de Siria tanto en el país como en el extranjero

niveles fue de gran importancia para el reino y su

población. La política seléucida parece haber sido la primera

para atraer a su país árabes, indios y centrales

Mercancías asiáticas para consumo local y para tránsito,

y, en segundo lugar, promover las relaciones comerciales sirias con

Occidente, especialmente el mundo grecorromano. Al hacer una oferta por


comercio de tránsito Egipto era el rival de Siria. El incesante

conflictos militares entre seléucidas y Tolomeos,

por lo tanto, tenía bases económicas y políticas.

Durante el período en que el sur de Siria era parte de la

Dominio ptolemaico, los seléucidas recibieron su principal suministro

de mercancías árabes e indias a través del persa

Golfo. Esta mercancía consistía en mirra, incienso

y otros aromáticos, que ardían en cada altar en el

Mundo helenístico. La canela fue otro preciado tropical

producto. Estos productos se consumieron en parte en Siria.

y parcialmente reexportado hacia el oeste. Comercio seléucida con el

Occidente siguió rutas terrestres y marítimas y contribuyó

una parte no pequeña de la prosperidad de Siria. Consistía en

68

La era helenística
productos agrícolas e industriales de Siria, así como de

mercancías en tránsito desde tierras fundidas de él. Un comentario importante

componente de este comercio era el tráfico de esclavos, que era más

activo en este momento, con los seléucidas más interesados en él

que los Ptolomeos. La guerra suministró al mercado de esclavos

prisioneros, y la piratería la abastecía de víctimas de secuestro.

A lo largo de los siglos III y II, un flujo constante de

los esclavos se trasladaron desde Siria y las tierras vecinas al

ciudades de Grecia. Los esclavos eran solicitados como servicio doméstico.

vants y como jornaleros en las minas, la construcción y el público

obras.

En este renacimiento comercial de la Siria seléucida, el

Los judíos no parecen haber desempeñado un papel más conspicuo que

en cualquier período anterior. En palabras de su historiador y

portavoz Josefo: `` No vivimos en una zona marítima

país ni deleite en el comercio, ni en tales relaciones

con otros hombres que surja de ella '.

En la última era helenística, Siria se convirtió en un im¬

importante país agrícola-hortícola. El ascendente


La curva comenzó bajo los Ptolomeos en Biqa, Fenicia y

Palestina. Estimulado por una mayor demanda, el tradicional

cultivos de cebada y trigo, uvas y otras frutas, vino y

las hortalizas se incrementaron mediante métodos mejorados. Un ancho

mercado de ungüentos para los que se utilizaban flores autóctonas era

ahora creado. La animada relación con los vecinos

tierras extranjeras resultó en el intercambio de productos agrícolas

conductos y la introducción de nuevas plantas: frijoles egipcios,

lentejas, mostaza y calabazas de Egipto; árboles de pistacho de

Persia; albaricoques, melocotones y cerezos de Persia por

camino, curiosamente, de Italia. Intentos de aclimatarse

los arbustos aromáticos y de canela no tuvieron éxito.

Bajo los Ptolomeos, la industria del vino y el aceite se convirtió en

más animado. Estos dos productos, junto con las aceitunas,

el pan y el pescado formaban una parte sustancial de la dieta de los

gente. En la época helenística, la industria maderera no era

menos floreciente que en los días faraónicos. Egipto sin árboles

69
Siria

se basó en los cedros del Líbano, siempre un dominio real, y

sobre las encinas de Basán. La explotación de Siria y

Los bosques del Líbano eran privilegio de los soberanos bajo

los seléucidas como lo fue bajo los persas, los asirios

y los fenicios. El mar de Galilea se suministra perfumado

Arbustos y Jericó tenían el monopolio del bálsamo.

La industria textil mantuvo su primacía. Sirio

los fabricantes continuaron usando la misma habilidad y técnica

pero varió los diseños para adaptarse a los gustos de una clientela variada.

La demanda de telas de lana y telas teñidas de púrpura

permaneció enérgico. En alfarería y cristalería, especialidad de

Oriente Próximo desde tiempos inmemoriales, Siria mantuvo su

reputación antigua. Cerámica griega, que después de

La conquista de Alejandro inundó el mercado del Cercano Oriente, fue

pronto imitado por los sirios y producido localmente. Especialmente

popular al principio fue la cerámica vidriada en negro, luego reemplazada


por un tipo de vajilla roja con un esmalte fino brillante introducido

en el siglo II. Sidón, cerca de la cual excelente arena

para su uso en vidrio, Tiro y otras ciudades fenicias

Continuó fabricando y exportando el mejor vidrio del

Mundo helenístico. Este vaso fue fundido, como el que hizo época

La invención del vidrio soplado no se produjo hasta la época romana.

período. En la época helenística, las tablillas de arcilla ceden como

material de escritura en rollos de pergamino o papiro. Pergamino

era un monopolio de Pérgamo (de donde obtuvo su nombre) en

Asia Menor, mientras que Alejandría suministró papiro, aunque

algunos, evidentemente, se cultivaron localmente en Siria.

El arte de la metalurgia dio grandes pasos hacia adelante en este

tiempo. La plata y el oro procedían de la Arabia nabatea;

plata y hierro de las montañas Tauro. El hierro también fue

obtenido localmente en Palestina y Líbano. Por economico

propósitos, este metal era sin duda el más valioso.

Los Ptolomeos también pueden haber explotado el cobre y otros

minerales de la gama del Líbano. En todo lo helenístico

monarquías, la acuñación de dinero se promovió como una

instrumento para el desarrollo del comercio. El dinero como medio de


70

La era helenística

El intercambio reemplazó gradualmente al antiguo sistema de trueque.

Los diversos pesos reales uniformes también fueron emitidos por

gobiernos.

Con el aumento del comercio y su implementación con

dinero y pesos oficiales, y con la mejora y

progreso de la agricultura, Selcucid Siria disfrutó de un período de

prosperidad comparativa. El nivel de vida general

era alto, a pesar del malestar político y la constante

redadas e invasiones. La población aumentó en tamaño, hasta

en el período romano temprano se estima que de cinco a seis

millones de personas habitaban en Siria, de los cuales dos millones vivían

en Palestina.
ROMANOS Y SEMITOS

Se incorporó toda la Siria geográfica y tradicional

por Pompcy en el 64 a. C. en una sola provincia, con Antioquía

como capital. A las dinastías árabes se les permitió quedarse, pero sus

la autoridad estaba restringida a sus dominios originales y ellos

pagó tributo anual. El rey nabateo, sin embargo, mantuvo

Damasco por una suma global de dinero. Judea se quedó un

Estado sujeto en el marco de la provincia de Siria,

pero las ciudades con una constitución griega que los judíos habían

agregados a su dominio fueron restaurados a su estado anterior

y se le otorgó libertad interna bajo los gobernadores provinciales.

Diez de estas ciudades formaron una liga conocida como Decápolis,

de los cuales todos menos Escitópolis se encuentran al este del Jordán. Antioquía,

Gaza y otras ciudades coloniales también recibieron autonomía y

colocado bajo gobernadores provinciales.

La provincia siria fue considerada de tal importancia central¬


en las posesiones asiáticas como para ser sometido a la directa

gobierno de un procónsul romano con poder para levantar tropas y

participar en la guerra. El primer procónsul, Aulus Gabinio, además

redujo el poder de la monarquía judía al privar

el sumo sacerdote de su rango real, sometiendo al pueblo a

fuertes impuestos y dividiendo el estado en cinco pequeños cantones,

cada uno bajo un consejo o sanedrín. También reconstruyó un número

de ciudades greco-sirias que habían sido destruidas por el

Macabeos, incluidos Samaria, Escitópolis y Gaza. Él

fue sucedido por el avaro Craso, quien inmediatamente

a su llegada en el 54 a. C. hizo de Siria una base militar

operaciones contra Partia, cuya riqueza se consideró en¬

agotable. Con la sucesiva eliminación de Ponto y

Armenia y la adquisición de Siria, Roma había entrado en

contacto directo con Partia. En su segunda campaña en

72

ASIA MENOR / T r .J
_ tl CI / A ^

C * Tarso 0) /

oEdessa

^ = ^ _ ^ Seleuci ^^ nUoch oBeroea

r ~ z ... YL ^ j EjT Daphne (Alepo)

SAlexandretta A

Una Hierápolis 0 / MESOPOTAMIA

z ^ = = ^ == t = ^ SIRIA PRIMA

Laodicea ol Apamea

^> a, Larissa (Shayzar)


tCYPRIJS = == 7 * ^ Epifania (Hamah)

i ^ E ^ E? A ^ s ^ SYRIa / sECUNDA

- • —3 / ^ Emesa (Homs) n

-Triooli ^ T) ° Pa

- DO ni jrMCXTT / ^ ra

—-B 0tfVS ~ (Bilmmgo ^

~~ P Por factura S (J ubay l) f> gg '^ Ev

—-5 ~~ —zz-Berytiis7 ° Heliópolis

= £ - "(Beiruiy ^ S (Baalbek)

FENICIA
SECUNDA

- c—- - Sidón'p ^ 7

"Damasco

C,

.. ~~ z: ~ 7 ~ iqr A ** • * «&

-> - • Piolemaisp

-1 -s -: (Acre) ^ T

^^ --- PALAESTINA _ A

- ^ “Cesareaib o \ Scvth oBostra

^^ = SECUNDA ^ ° M «(Berh

■ "Ncapol i $ ~ (Nablus) 0 J Gerasa til '5 ^ en a)

^ = r P ALAESTINA (Jarash)
Jerusalén

^ Escritura de Gaza ° PRIMA p

PALAESTINA

TERCIA

0 Palmyra

Dura-Europos «

Sirio

Desierto
SIRIA CLÁSICA

Mostrando lugares importantes

en seléucida, romana y

Tiempos bizantinos
Romanos y semitas

la primavera del 53 Craso fue traicionado por su aliado árabe y

fue asesinado en batalla en el desierto sirio al sur de Harran;

su ejército fue hecho pedazos.

El capaz tesorero y sucesor de Craso, Casio, se dio cuenta

que esta aplastante derrota puso en peligro a toda Siria y

se apresuró a prepararse para la próxima invasión, que no

materializarse hasta el año 51. Al frente de dos legiones

el procónsul tomó su posición en Antioquía listo para ofrecer

resistencia determinada. Sintiendo un largo asedio, los partos

se retiró a lo largo del Orontes y finalmente se retiró de todos

Siria. La incursión, sin embargo, dejó su efecto en el resurgimiento

gencia de varias dinastas locales, muchas de las cuales estaban a favor de la

Partos.
Con la guerra civil en Roma y todo el reino en

una condición de malestar e inestabilidad, Siria revirtió rápidamente

a la confusa anarquía en la que Pompeyo la había encontrado como

resultado de la ineficacia de los seléucidas posteriores. árabe

jefes en el norte y el este, nabateos y judíos en el

al sur, ladrones en el Líbano y Cilicia y piratas a lo largo del

La costa fenicia desdeñó el poder de la lejana Roma.

El comercio, ya interrumpido por los sucesivos armenios y

Las invasiones partas se paralizaron prácticamente. Una breve

visita de Julio César en el 47 a. C. y cuatro años bajo la

el irresponsable Mark Antony (40-36) no trajo ninguna mejora¬

ment. Una importante incursión de los partos desalojó a los romanos

de toda la provincia con excepción de Tiro; ellos

recuperó el control lentamente y con dificultad.

Durante el mandato de Mark Antony, la familia Maccabcan

fue reemplazado por el de Herodes, un judío nominal de Idumaean

origen que se estableció como rey en Jerusalén en

37 a.C. y mantuvo el poder hasta su muerte en el treinta y tres

años después. Herodes promovió a Roman como contra el nacional

intereses y triunfó, donde los seléucidas habían fracasado, en


haciendo a la fuerza de Judea una imitacin aceptable de un Hel¬

reino lenístico. Él aplastó sin piedad toda oposición a su

gobierno despótico y dejó un reino pacificado a sus hijos, pero

75

Siria

en el año 6 d.C. fue restaurado al dominio directo de los romanos.

gobernadores.

Mientras tanto, un general romano en ascenso, Octavio, había

reprimió a Marco Antonio y Cleopatra en la batalla naval de

Actium (31 bg), había pasado por Siria y había sido

recibidos por los provinciales que anhelan desesperadamente un lugar estable

gobierno y había recibido del senado romano el

rango de emperador y el título de Augusto César. Durante

El gobierno imperial de Augusto, Siria, se incorporó plenamente a

sistema provincial romano, bajo el cual los nativos


munidades sufrieron pero poca restricción en el ejercicio de sus

autonomía. Conservaron su propia religión, idioma y

costumbres. Los romanos asumieron la responsabilidad

bilidad para su protección, proporcionada por las legiones de guarnición de

Tropas italianas. En lugar del servicio militar se exigió tributo

de la población nativa. Los gobernadores romanos, que

ejercía una supervisión general sobre los asuntos provinciales,

normalmente designado por períodos breves y no recibió pago,

pero se hicieron ricos ganando impuestos y otros

métodos opresivos.

Cuando Augusto se convirtió en emperador, los romanos y

sus pueblos súbditos habían armonizado virtualmente el griego

y civilizaciones latinas. El griego siguió siendo el cultural

lengua de las provincias orientales y arameo el ver¬

nacular, pero el latín se convirtió en el idioma oficial de la administración

tración. Los griegos eran débiles en lo político y

lado organizacional, que era exactamente donde los romanos

eran fuertes. Los romanos eran bastante pobres en lo artístico.

y campo filosófico, donde los griegos eran ricos. Por lo tanto

hizo el helenismo, fortalecido y enriquecido bajo el imperio romano


égida, continúe su dominio sobre Siria. Bajo protección romana

ción la tierra permaneció segura de los peligros de los bárbaros; Sirio

La vida de la ciudad griega, con sus formas políticas características, ronda

de festividades, diversiones y ejercicio intelectual, movido

encendido como antes. Las dinastías locales que sufrieron los

poderosos romanos para persistir - en Judea, Petra, Palmyra y

76

Romanos y semitas

en otro lugar - para este momento todos habían adquirido una fuerte Hel¬

tinte lenístico.

Como provincia fronteriza que limita con Partia, la única

serio rival y formidable enemigo de Roma, Siria se preocupó

estableció una provincia imperial de la que el propio emperador

era el procónsul titular. Como tal, se colocó bajo un

legado, siempre de rango consular, cuyo mandato duró


de tres a cinco años. Su gobernación, con la de

Galia, fue el más honorable y más preciado que el

el imperio podría conferir. Siria en el este, como Galia en el

al oeste, era una sede central de control militar. El gobernador

fue asistido por un personal adecuado entre los cuales el pro¬

los curadores se destacaron como recaudadores de ingresos estatales. El col¬

La lectura se hizo directamente o mediante la recaudación de impuestos.

Bajo el control del legado había una fuerte fuerza militar de

cuatro legiones, que en el imperio primitivo consistían casi en su totalidad en

Tropas italianas. El legado de Siria fue responsable de la

seguridad de las posesiones romanas en todo el suroeste de Asia.

Las comunidades locales vivían bajo una variedad de gobiernos

mentos. Las colonias greco-macedonias mantuvieron su propia

magistrados bajo los cuales había un senado y un popular

montaje. Las ciudades-estado fenicias también conservaron su

sistemas oligárquicos tradicionales, y la comunidad aramea

munidades del interior continuaron en control de su interior

asuntos como antes. Los árabes de Homs y Biqa fueron

gobernado por sus propios príncipes, mientras que en la frontera del desierto,

donde el modo de vida nómada o seminómada seguía siendo el


gobernar, la tribu era la unidad social y la forma patriarcal

de administración se mantuvo. En Judea el alto

sacerdote, que ya no era rey, actuaba como jefe de la comunidad

y fue nominado por la aristocracia judía. A lo largo de

Roma mostró una notable flexibilidad en su trato con

estas comunidades diversas y sus líderes.

Detrás de esta diversidad de organización y control había un

medida de similitud étnica y cultural mucho más allá de cualquier

cosa que había prevalecido antes. Todos los sirios estaban por esto

77

Siria

tiempo completamente desinfectado y se estaban mezclando y, por lo tanto, convirtiéndose en

cada vez más homogéneo. Fenicios y arameos,

Árabes y judíos, macedonios y griegos: todo podría ser

encontrado en cualquier ciudad de Siria, donde los antiguos antagonismos con¬


se desvaneció en consecuencia. De esta mezcla los romanos mantuvieron

algo distante, ajeno a la cultura de los provincianos

a quien gobernaron. Plantaron pocas colonias, de las cuales la

Los más importantes fueron un asentamiento de veteranos en Beirut y

otro en Baalbek, ambos destinados a convertirse en centros vitales

de la cultura romana. Pero inevitablemente el principal interés romano

en Siria fue utilizarlo como base contra Partia y explotar

sus recursos. Los sirios manifestaron poco interés en

las campañas militares romanas excepto cuando su propia seguridad

fue amenazado.

El desempeño de la administración romana en tal

provincia como Siria, que tenía una civilización tan alta como la

Roman, aunque de carácter diferente, no tuvo tanto éxito.

brillante como en provincias medio civilizadas como España o

Galia. En Siria los asentamientos griegos, las ciudades fenicias

y ciudades de Judea, con su desarrollo social, intelectual

y la vida económica y sus escuelas de arte, filosofía y

literatura, que se encontró muy poco para pedir prestado a Roma. A ellos

La literatura latina permaneció sin interés. Pero los árabes,

ya sea hablando árabe o - como los iturianos, idú-


maeans y nabateos - arameo, respondieron de manera diferente.

Entre ellos, al este de Anti-Líbano y de Trans¬

Jordania, se establecieron colonias romanas, cada una comenzando con un

núcleo de colonos italianos alrededor del cual se agruparon otros,

y convertirse en comunidades especiales.

Después de reducir a la insurgente Petra en Trajano 105 d. C.

anexó las regiones al este y al sur del Mar Muerto y

los incorporó al imperio como la provincia de Arabia.

Con Siria como el foco del poder romano en el Cercano Oriente,

La administración romana estableció una cadena de puestos a lo largo

la franja del desierto para proteger a los más asentados y

Zonas civilizadas. Los fuertes a menudo estaban guarnecidos con

7 **

Romanos y semitas

auxiliares reclutados de tribus amigas. La transversal


carretera de este a oeste, que conecta las ciudades del Tigris

y Eufrates con los del mediterráneo y pasando

a travs de Palmyra, atravesar este territorio, dividiendo el

Ruta de las caravanas de Arabia a Damasco. Seguridad politica

y la mejora de las comunicaciones promovió una tendencia

hacia la vida sedentaria por parte de nómadas o semi-

comunidades nómadas. La urbanización fue un punto cardinal

en política romana.

En resumen, se puede afirmar que el servicio principal que

La administración romana hizo que la provincia siria fuera

inmunidad contra disturbios civiles y protección contra

enemigos externos. Incidentalmente, abrió una amplia

mercado, un mercado mundial antes que él. En el primer siglo de

gobierno imperial Siria recuperación de la depresión en la que

se había hundido como resultado de guerras extranjeras y civiles fue rápido.

La provincia se convirtió en parte integral de un imperio que

se extendía desde el Atlántico y el Mar del Norte hasta el

Éufrates y desde el Rin y el Danubio hasta el

Sáhara. Al amparo del orden de las armas imperiales y

prevaleció la paz; la seguridad contra el bandolerismo y la piratería era


establecido. Se controlaron las incursiones partas y árabes.

Los pases estratégicos, como el Ciliciano, estaban bien custodiados. A

red de carreteras con buen drenaje, un logro destacado

de habilidad administrativa e ingeniera, tejen todas las partes del

imperio en una unidad relativamente compacta. Augusto instituyó

un servicio postal que llevó al gobierno central a

estrecho contacto con sus agentes provinciales. El comercio fue estimulado

lated. La curva de la prosperidad volvió a tender hacia arriba. Después

70 d.C. todo el estado romano disfrutó de un largo período de

inmunidad frente a disturbios civiles graves. Desde el 96 d.C. hasta

180 tuvo la suerte de tener una sucesión ininterrumpida de

dignos emperadores que comienzan con Nerva y terminan con

Marco Aurelio. Bajo ellos, la Siria romana alcanzó su

mayor extensión y mayor prosperidad.

La sensación de seguridad, la extensión del sistema de carreteras

79
Siria

y la creación de una nueva economía mundial estimulada por el comercio

producción más allá de todo lo conocido hasta ahora. Prosperidad

se reflejó en un nivel de vida más alto y la apariencia

ance de nuevas ciudades. El aumento de la población de mayor

Siria debe haber alcanzado en el siglo II el

alto de 7.000.000. Todo el valle de Orontes, hoy en parte

desierto, debe haber sido intensamente cultivado, como en¬

destreza de ingeniería levantó el agua del río y la distribuyó a

los campos, donde los arados mejorados ayudaron a producir mejores

cultivos. Incluso Transjordania, ahora mayoritariamente desierta, abundaba en

cereales y uvas, así como palmeras datileras y olivos.

La fertilidad de la meseta de Hawran se volvió proverbial.

De un país de pastores se transformó en uno de

ciudades y pueblos. Toda la región dependía de

el uso de embalses en los que el irregular pero a veces

se recogieron fuertes lluvias. El grado de prosperidad

alcanzado por esta región bajo los romanos nunca más fue

se acercó incluso bajo los califas omeyas.


La jardinería siria era una característica agradable de la antigua

Civilización romana. Se remonta a comienzos semíticos tempranos.

que surgió de la fruta, la flor y la hierba

cultivo dependiente únicamente del riego de verano. Dado

un ímpetu bajo el dominio persa, técnica de jardinería semita

fue perfeccionado bajo los romanos. Se aplicó no solo

a escala privada, pero también pública, como se ejemplifica en

el bosque sagrado de Daphne. Los retiros floridos que

asistieron a la civilización mediterránea y fueron repre¬

enviado en Antioquía, Damasco y Jerusalén se convirtió en un prototipo

tipo de los jardines de placer que se extienden hasta los moriscos

Granada. Incluso hoy en día el agua todavía se maneja como un

motivo en los chorros que fluyen emitiendo un rocío en forma de velo en el

patios de Damasco.

Todos los aspectos de la agricultura siria y todos los distritos pro¬

spered. Los cereales constituían el principal alimento. En

además del arroz de cereales básicos, que requiere

riego, se cultivó espasmódicamente a lo largo de la costa.

80
Romanos y semitas

El complemento más común de la comida a base de cereales era una verdura de hoja.

La carne no tenía una demanda regular, excepto entre los ricos.

De las legumbres, lentejas, frijoles, frijoles, garbanzos,

la arveja y el altramuz se cultivaron ampliamente. Cebollas, puerros y

los pobres saboreaban el ajo. De las especias cilantro,

la mostaza, el anís, el comino, el jengibre y la menta florecieron en Siria,

al igual que las setas, el repollo y los rábanos. Plantas no alimentarias

incluía henna, lirios y papiro, así como lino, algodón

y cáñamo para hacer telas.

La producción de tintes en la fabricación textil.

distritos de Sidón y Tiro parece haber continuado bajo

los romanos. La púrpura fenicia se llevó a cabo en todas partes

alta estima. Siria fue, con Egipto, la principal fuente de

artículos de lino para el imperio, y entre las mejores fuentes de

cuero, para el curtido que se utilizaron hojas de zumaque, ya que


son hoy. Toda la industria era producción manual que, a falta de

maquinaria y la perspectiva experimental, se mantuvo virtu¬

aliado estático. Otras exportaciones sirias incluyeron medicinas y

plantas aromáticas, así como vinos populares en todo el

todo el mundo antiguo. Productos minerales compuestos por asfalto

de la región del Mar Muerto, cinabrio y oropimento para pintar¬

ing, ámbar, alabastro de Damasco y yeso. Piedra

y existían canteras de tiza cerca de Antioquía. El cobre era

minado en varias localidades, en gran parte por esclavos bajo el gobierno¬

supervisión del ment. Sidón se destacó especialmente por su bronce

y su vidrio, incluidos los recipientes de vidrio soplado recién inventados.

El comercio proporcionó la principal fuente de riqueza. los

ciudades más ricas del Cercano Oriente romano eran tan com¬

centros comerciales como Petra, Palmyra y la costa fenicia

pueblos. En general, los comerciantes eran nativos de Siria,

aunque italianos y griegos compitieron brevemente. Comercio

permaneció tan individualista como la industria, incluso con socios¬

barcos raros. El comercio de esclavos siguió floreciendo. Insolvente

los deudores entregaron sus personas a sus acreedores, y

comerciantes de esclavos profesionales se apoderaron de adultos incautos, secuestraron


bebés y compraron los no deseados. Incienso y especias de

81

Siria

el sur de Arabia y la India, perfumes y drogas, aceites y

todos los ungüentos pasaron por Siria en caravana, dejando

prosperidad a su paso. Las importaciones sirias fueron menos románticas

- alfarería, papiro y pescado seco que supere la seda, joyas y

especias en cantidad, si no en valor.

El aspecto general de la vida en el campo en la Siria romana

no difieren radicalmente del patrón anterior. La tierra era

tachonado de miles de pueblos habitados principalmente por

campesinos que viven del producto * de los viñedos o fincas.

No se pueden encontrar rastros de servidumbre entre estos pueblos;

tampoco hay constancia de la presencia de esclavos públicos haciendo

trabajo servil. Se gastó poco o ningún dinero en educación,


salud pública o caridad. Con los campesinos vivía el pueblo

especialistas: carpinteros, herreros, zapateros y

tenderos. Estos pueblos se vieron tan poco afectados por la

Proceso de romanización como lo había sido por la helenización

proceso. Los aldeanos, especialmente los que están lejos de

centros urbanos, se aferraron tenazmente a sus formas tradicionales de

vida. Los ritos y costumbres antiguos persistieron sin cambios.

Por encima del campesinado estaba la aristocracia nativa, propietarios

de grandes propiedades o rebaños de ovejas y cabras. los

los miembros de esta clase también eran líderes en asuntos religiosos.

Las ciudades caravanas, los pueblos costeros y las colonias grecorromanas

albergó a los ricos comerciantes e industriales, así como a

los funcionarios del gobierno. La mayoría de esta clase de ocio

se dedicaron a los deportes, las diversiones y las funciones sociales

ciones. Las condiciones climáticas y conceptos tradicionales de

la vida, sin embargo, estaba hecha para hábitos templados; y el sentido de

lealtad familiar, un elemento más preciado en el legado de la

época patriarcal, nunca perdió su dominio sobre el pueblo. Está

sigue siendo una fuerza viva allí.


En las ciudades infernales o romanizadas y en la costa

Las diversiones de las ciudades eran las del ordinario grecorromano.

tipo - lucha libre, carreras de carros, competición musical y

representaciones teatrales. Las carreras de dromedarios eran populares en

los distritos que bordean el desierto. La caza era la favorita

82

Romanos y semitas

deporte de los acomodados, con osos, antílopes, gacelas y

jabalíes como la cantera. La combinación de gimnasio

y baño caliente, que surgió bajo los Selcucids, con¬

siguió para atraer clientes. Los sirios pronto se hicieron conocidos como

animadores - actores, bailarines de ballet, flautistas, circo

artistas, bufones, luchadores y jinetes. Compañías de

estos animadores recorrieron las provincias y estuvieron disponibles

en alquiler para banquetes y ocasiones festivas.


Antioquía y su suburbio Daphne fueron particularmente notorios

para una vida lujosa y disoluta y para la magnificencia

cence de sus estructuras públicas y villas privadas, así como

por la abundante agua dulce tan preciosa en esa tierra seca.

Desde los días de Sclcucid, Daphne había sido el escenario de la

mayor celebración de juegos en Siria. Un rico antioqueno

El senador de Augusto deseó su fortuna al establecimiento

de un festival de Daphnean de treinta días que comprende danzas,

representaciones dramáticas, carreras de carros, atletismo y gladia¬

concursos toriales. Las mujeres participaron en algunos de estos per¬

formaciones, y el festival - y Daphne misma - se convirtió en

proverbial para el libertinaje.

Orgullosos, turbulentos y satíricos, los antiochenos fueron

destacan por su dominio del arte del ridículo. Ellos evidentemente

no podía olvidar que la suya fue una vez una ciudad real, y se mantuvo

dispuesto a ponerse del lado de cualquier pretendiente a quien el ejército sirio

Hospedarse. Con los emperadores que moraron en su ciudad

invariablemente se peleaban. Adriano se retiró del

ciudad el derecho de acuñación, Marco Aurelio el derecho de

montaje; Septimius Scverus transfirió la primacía de


Siria a Latakia. Los emperadores otorgaron títulos y derechos sobre

una ciudad como recompensa por el buen comportamiento; ellos retiraron estos

privilegios como castigo por la deslealtad. En el 115 d.C.

ciudad sufrió uno de los terremotos más violentos registrados,

y en 260 fue capturado y quemado por el sah persa

Sapor I, pero se recuperó de ambas catástrofes en breve

pedido.

Otras ciudades prósperas de la Siria romana incluyeron la

S3

Siria

Colonias seléucidas de Latakia y Apamca y las ciudades

bajo aristocracias nativas como Homs, Damasco, Edesa

y Palmyra. Cada uno de los últimos grupos fue el centro de

un estado mezquino, entre el cual el de Palmyra se convirtió en for¬

midable. Esta ciudad de caravanas había crecido alrededor de un manantial


en el desierto de Siria, una parada natural para el comercio

entre los seléucidas y la Siria romana al oeste y los partos

Mesopotamia al este. Su ubicación aislada en el corazón

del desierto lo puso fuera del alcance de las legiones romanas

y de la caballería parta, y sus políticos árabes astutamente

explotó su situación estratégica entre los dos grandes rivales,

mantener el equilibrio de poder y beneficiarse de la neutralidad.

Al enfrentar a un adversario contra el otro, mantuvieron

la independencia de su ciudad como estado tampón.

Los jefes de Palmira aseguraron salvoconductos para pasar

caravanas de jeques del desierto; guías condujeron esas caravanas

a través de la región árida; arqueros montados protegidos

ellos contra las incursiones beduinas; y la ciudad impuso pesada

impuesto sobre cada artículo de mercancía a medida que pasaba por su

puertas. Los productos básicos comprendían algunas de las necesidades

y muchos de los lujos del mundo clásico. Lo hicieron

no difieren mucho de los que habían pasado por

Petra: lana, violeta, seda, cristalería, perfumes, aromáticos,

aceite de oliva, higos secos, nueces, queso y vino. La mayor parte

del comercio mediterráneo con Persia, India y China


luego fue manejado por Palmyrenes. Industria e incluso

la agricultura floreció junto con el comercio. El resultado fue

el crecimiento de Palmyra en una de las ciudades más ricas del

Cerca del este.

Poco a poco, sus chozas de barro fueron reemplazadas por piedra caliza.

casas. Se trazaron calles anchas, con la principal

que conduce al santuario de Bel. Las calles estaban alineadas

con columnatas, y la ciudad asumió el aspecto de un

próspera ciudad grecorromana. No fue fácil para el

ciudad del desierto para preservar la soberanía total frente a la creciente

ascendencia del imperio en su oeste. Al comienzo de

84

Romanos y semitas

la era cristiana Palmira debe haber reconocido la

soberanía de Roma, pero mantuvo su independencia.


Trajano lo incorporó a la provincia que creó en 106,

y sus ciudades dependientes como Dura-Europos también se convirtieron

vasallos de Roma. Como tal, Palmira y sus satélites entraron

sobre un nuevo período de prosperidad que duró más de un siglo

y medio. Las calzadas romanas conectaban Palmira con Damas¬

cus, capital del interior de Siria, y con las ciudades del

Éufrates.

No fue hasta finales del siglo III que Palmira

comenzó a desempeñar un papel destacado en los asuntos internacionales.

Para entonces, una nueva y enérgica dinastía persa había reemplazado

el viejo parto. Este fue el Sasanid, que duró desde

227 dC al surgimiento del Islam. En 260, el ejército sasánida

bajo Sapor derroté a las legiones romanas cerca de Edesa

y capturó al emperador Valeriano. Udaynath de Palmyra

corrió a su rescate con un ejército mixto de sirios y

Árabes, derrotaron a los persas y los persiguieron hasta las murallas.

de Persépolis, pero no pudo liberar a Valerian, que murió

en cautiverio. La lealtad de Udaynath al nuevo emperador

Galieno fue recompensado en 262 con el reconocimiento como imperial

comandante de la parte oriental del imperio. los


El imperio estaba entonces en un estado débil y confuso, con el

todo el mundo bárbaro cayendo sobre él en Europa, así como

Asia. En el cenit de su éxito, Udaynath fue asesinado.

junto con su heredero en circunstancias misteriosas. De

físico robusto y atlético, se había destacado en esos

pasatiempos y virtudes muy apreciados por los árabes. Su munifi¬

cence se manifestó en elaborados y espectaculares banquetes,

en patrocinar festivales religiosos y en obsequios de aceite para el público

balneario.

Como figura histórica, sin embargo, fue eclipsado por su

ambiciosa y hermosa viuda Zenobia. Debajo de ella el

El estado palmireno alcanzó las proporciones de un imperio real,

que se extiende sobre Siria, parte de Asia Menor, el norte de Arabia

e incluso el bajo Egipto, donde en 270 su ejército estableció un

85

Siria
guarnición en Alejandría. En 271 declaró que Palmyra estaba llena

independencia. La reacción de Roma fue rápida y eficaz.

El emperador Aureliano redujo las guarniciones palmirenas en

Asia Menor y luego procedió contra Siria. Antioquía,

que era pro-romano, ofreció poca oposición; Homs,

cuya gente albergaba celos debido a la primacía

reclamada por Palmyra, fue ocupada después de cierta resistencia.

Zenobia y su caballería pesada maniobrada se retiraron a

Palmira, que Aureliano asedió. Zenobia huyó pero fue

alcanzado, y Palmira no tuvo más remedio que rendirse.

El conquistador lo despojó de sus ricos tejidos y preciosos

adornos, algunos de los cuales se tomaron para embellecer el nuevo

templo del sol en Roma. La población fue castigada solo por

el alcance de la imposición de una multa y un gobernador romano

con cuerpo de arqueros. Cuando regresaba a Roma,

Aureliano se enteró de un nuevo levantamiento en Palmira que resultó en

el asesinato de su gobernador y el abrumador de su

guarnición. Se apresuró a regresar, tomó la ciudad por sorpresa,

la destruyó y mató a espada a sus habitantes. Zenobia

fue llevada a Roma donde, con cadenas de oro, la obligaron a


adornar la entrada triunfal de Aureliano en su capital (274).

Palmira cayó en la insignificancia y la oscuridad; como su gente

relajaron su control sobre el desierto, el desierto los venció.

Se destacan los restos de su columnata y arco triunfal

hoy como la vista más imponente del desierto, atrayendo

amantes de la antigüedad de todo el mundo.

El Palmyrene era una cultura peculiar, una mezcla de sirios,

Elementos griegos y persas. Los habitantes originales fueron

indudablemente tribus árabes que adoptaron en su discurso y

escribiendo la lengua aramea predominante. La mayor parte de la

la población siguió siendo árabe, aunque mezclada con arameas.

Las inscripciones nativas no datan de antes del 9 a. C., cuando el

la ciudad estaba en camino de convertirse en un próspero centro de caravanas.

El único palmireno conocido de alto calibre intelectual fue

el filósofo pagano Longinus, maestro de Porfirio,

consejero de Zenobia y una de las víctimas de Aureliano.

86
Romanos y semitas

Los frescos de Palmyra y de Dura son importantes en

la historia del arte. Ayudan a cerrar la brecha entre los

antiguo arte semítico de Asiro-Babilonia y Fenicia y

arte cristiano primitivo. A través de ellos se puede rastrear el

principios de las influencias orientales sobre la pintura grecorromana¬

ings, preparando así el camino para el advenimiento de los bizantinos

Arte. El panteón de Palmira comprendía una variedad de

deidades de Siria, Arabia, Babilonia y Persia. Jefe

entre estos estaba Bel, un dios cósmico de origen babilónico

quien estuvo acompañado por deidades solares y lunares.

Además de ciudades árabes como Palmira y Damasco

- menos importante en la época romana de lo que había sido anteriormente

y volvería a serlo, y ciudades griegas como Antioquía y

Latakia, el norte de Siria tenía dos importantes ciudades romanas:

Beirut y Baalbek. De las ciudades marítimas, Beirut fue la

solo uno importante por razones distintas a las comerciales

e industrial que caracterizó y enriqueció


Sidón y Tiro. Como colonia de veteranos romanos y

ciudad guarnición se convirtió en una isla del romanismo en un mar de

Helenismo. Reyes judíos deseosos de congraciarse con

Los emperadores romanos al otorgar obsequios a los colonos lo hicieron

receptor de muchos favores materiales, con un suntuoso

teatro para representaciones musicales y dramáticas y un

lujoso anfiteatro para combates de gladiadores y circo

juegos. La ciudad se distinguió más justificadamente, cómo¬

siempre, como el excremento de la escuela provincial más renombrada

del derecho romano, permaneciendo durante todo el período romano

una Meca para las mejores mentes legales de las provincias orientales.

Baalbek (Heliopolis), como Beirut, era tanto un veterano

colonia y una ciudad de guarnición, pero era menos romana y más

Semítico. La fama de esta ciudad descansaba sobre su gran templo,

que albergaba una estatua de oro de Hadad, una deidad semítica llamada

por los romanos Júpiter Heliopolitanus, y un templo más pequeño

honrando a su consorte Atargatis. Las ruinas de estos templos,

el más pequeño de los cuales es el mejor conservado y más rico

edificio antiguo ornamentado en toda Siria, superan a cualquier otro


g 87

Siria

legado de la época romana, sin excluir los de Roma

sí mismo. Todo el complejo del templo, todavía visible a gran

distancia, descansa sobre una terraza artificial formada por una enorme

subestructura de bóvedas. Aparte del enorme tamaño del

bloques de piedra en las paredes y la colosal magnitud de

los pilares, es la riqueza de detalles en ornamentación y

la figura trabaja en los frisos que constituyen los más impresionantes

rasgo presivo de las estructuras supervivientes.

Las ciudades de una variedad de tipos estaban esparcidas por todo

el sur de Siria. Allí estaban las antiguas ciudades filisteas a lo largo

la costa --Gaza, Ascalon, Jaffa y Acre--, todas las cuales

para entonces se había convertido en helenizado. Hubo herodianos

fundaciones como Tiberíades y Cesarea, algunos romanos

colonias como Nablus (Neapolis), la liga de las 'diez ciudades'


(Decápolis) en el interior, y por supuesto Jerusalén; pero

ninguno de ellos tenía la importancia en este momento de que el

las ciudades del norte y del centro lo hicieron.

Aún más al sur, Petra estaba floreciendo bajo los primeros

emperadores. La fachada más bella y la impresionante

El teatro pertenece a este período, al igual que otras estructuras pintorescas.

atracciones de la increíble "ciudad rosa roja, la mitad de antigua que el tiempo".

Políticamente, los nabateos aceptaron rápidamente el papel de

aliado de Roma. Su reino alcanzó su apogeo bajo el

largo y próspero gobierno de Harithath IV (9 a.C.-40 d.C.),

quien continuó el proceso de romanización. Su reino

incluido el sur de Palestina y Transjordania, sureste

Siria y el norte de Arabia, donde las caravanas nabateas

utilizó rutas de wadi bien vigiladas para evitar Decápolis y

llevar productos árabes a los mercados de Siria. Después de este

rey se produjo un declive gradual, y no se sabe mucho de la

últimos gobernantes de Nabatea. Damasco pasó a ser romano

manos, probablemente bajo Nero, y otras posesiones periféricas

fue de la misma manera. ¿Qué pasó en ese fatídico

año 105-106 que resultó en el derrocamiento de esta frontera


Estado sirio-árabe y su anexión por la Roma imperial no es

determinado. Roma ya había absorbido todos los mezquinos

88

Romanos y semitas

reinos de Siria y Palestina y se estaba preparando para

cruza espadas con Partia. Nabatea fue traída al

imperio como parte de la provincia de Arabia, las rutas comerciales cambiaron,

y Petra fue relegada al limbo de la historia hasta que

descubierto como atractivo turístico moderno.

Los restos culturales de Roman Syrik, desde Baalbek hasta

Petra, son de hecho en gran parte arquitectónicos; el otro visual

las artes marcaron el tiempo, mientras que casi ninguna contribución siria a

La literatura latina es digna de mención, salvo posiblemente la del

filólogo Probo de Beirut (fl. 6o d. C.). Probus producido

versiones críticas de Vergil y Horace. El único digno de mención


Además de la literatura griega fue obra de los judíos

el historiador Josefo, nuestra principal autoridad para la historia

de Siria bajo el imperio temprano. En el campo de la geografía

Marinus de Tiro hizo una contribución significativa,

el primero en sustituir mapas dibujados matemáticamente de acuerdo con

a latitud y longitud para aquellos que se basan simplemente en itinerarios.

Fue así el fundador de la geografía científica y pre¬

cursor de Ptolomeo. Un sirio del norte, Luciano de Samosata,

compuso una fuente importante de trabajo sobre la religión de

La Siria romana, la diosa siria y los primeros diálogos

entre los muertos, un recurso satírico a menudo imitado.

En el dominio de la filosofía, particularmente de la

De tipo platónico, los pensadores sirios no hicieron ninguna contribución insignificante.

ción. Esto estaba en consonancia con la tradición seléucida, pero ahora Sidón

y Tiro fueron superados por Apamea, donde Numenio

el neoplatonismo fundado (aunque el mérito suele ir a

Plotino). La fama de Numenius fue superada por la de

Porfirio, que editó las obras de Plotino y fue él mismo el

el más erudito y prolífico de los neoplatónicos. La mayor parte de su

obras, incluido un tratado contra los cristianos, fueron públicamente


quemado en 448, mucho después de su muerte en 305.

A medida que Apamea dejó su huella en la filosofía, Beirut hizo su

en jurisprudencia, gracias a la escuela de derecho civil romano

que floreció allí desde principios del tercio hasta mediados del sexto

siglo. Beirut era un centro intelectual creativo, más

89

Siria

Romana que griega, atrayendo con éxito una galaxia de

estudiantes y profesores brillantes que hicieron de la academia

una universidad y difundió su fama por todas partes. Legal

La formación era entonces un requisito previo para mantener un gobierno

oficina. Dos nombres arrojan brillo a la academia y tienen

inmortalizado en el Código de Justiniano: Papinian,

cuya erudición jurídica guiada por la honestidad intelectual y

integridad de carácter lo convirtió en un jurista modelo, y Ulpian,


extractos de cuyos escritos perspicuos se forman sobre uno-

tercio del Digesto de Justiniano. A través de los copiosos extractos

a partir de sus escritos ambos juristas ejercieron una influencia duradera

sobre los sistemas de Europa.

Ciertas piezas de la literatura siria, escritas en bárbaro

Griego en el período imperial romano temprano, sin embargo, ha

tuvo una influencia más duradera y de mayor alcance que todos

los clásicos griegos y latinos juntos. Estos fueron, de

Por supuesto, los Evangelios y otros escritos cristianos primitivos.

Con los detalles de la vida y enseñanzas de Jesús de

Nazaret, hijo de un carpintero judío, quien según

Tácito 'había sufrido la pena de muerte en el reinado de

Tiberio, esta historia no puede ocuparse propiamente de sí misma. Ese

algunos de sus seguidores se esforzaron por registrar las enseñanzas y

obras de su maestro, la producción de los Evangelios, es un menor

nota al pie de la historia literaria, aunque resultó ser de importancia

Importancia mensurable para toda la historia posterior, política, social

e intelectual. No se informó de ningún evento extraordinario de la

vida: nacimiento virginal, asociación astral, realización de milagros,


crucifixión, descenso al inframundo, reaparición, exaltación

al cielo - carece de su paralelo en el Cercano Oriente anterior

mitología religiosa. Difícilmente una de sus enseñanzas no fue

anticipado por los profetas hebreos u otros primeros semíticos

profesores. Incluso su énfasis en el amor a Dios y al hombre

y sobre la relación entre fe y vida ética fueron

no sin precedentes, aunque ningún precursor se expresó

practicó de manera tan memorable, o de todo corazón, lo que

enseñado.

90

Romanos y semitas

La contribución original única del sirio primitivo

El cristianismo reside en su mensaje, más universal que pro-

social o nacional, espiritual en lugar de ritualista y

ceremonial, desinteresado y de otro mundo en contraposición a este-


mundano, lleno de esperanza para los pobres y los cansados, los marginados

y, sobre todo, el pecador que se arrepiente y busca

dedención. A diferencia de las religiones paganas, tocó lo más íntimo

manantiales de conducta y convicción. Así la nueva fe,

apuntalado por la certeza dogmática y el celo misionero de

sus primeros adeptos, fue evidentemente capaz de satisfacer

y demandas sociales que iluminaron a la gente en todas partes

debe haber estado haciendo - sin éxito - en su tradición

religiones nacionales. Lenta pero segura, se extendió por todo el

imperio, desarrollando instituciones y técnicas eficaces, con¬

vertiendo a judíos y paganos e inevitablemente atrayendo a oficiales

oposición y persecución esporádica.

A través de los esfuerzos de Pablo y los primeros cristianos

Padres, muchos de los cuales: Ignacio, Justino Mártir, Orígenes

y otros - tenía conexiones sirias, el cristianismo era tan

Helenizado para hacerlo agradable a griegos y romanos,

y se le proporcionó una plétora de doctrina y una gran cantidad de

mártires. Se distanció de todos sus competidores, incluido el

culto estatal del culto al emperador, las antiguas religiones misteriosas

y su rival más joven y popular, el mitraísmo, el


Las sectas gnósticas y las deidades locales de la fertilidad, que en Siria

significaba principalmente Hadad y Atargatis. Temprano en el cuarto

siglo bajo Constantino fue adoptado como el oficial

religión del estado romano. En este desarrollo el

iglesia en Antioquía había sido la sede desde la cual

Pablo y otros primeros misioneros se habían puesto en camino y a los que

habían informado si regresaban. Despues de la destruccion

de Jerusalén por Tito en el 70 d.C.se convirtió en la capital de

Cristiandad, ejerciendo una jurisdicción limitada sobre otros

ve, y los obispos se reunían allí con frecuencia en concilios. Antioquía

también dio su nombre a una escuela de teología que floreció

en las eras romana tardía y bizantina temprana, destacando la

9i

Siria

aspectos humanos e históricos del cristianismo frente a la

emocional y místico.
Desde los tiempos apostólicos se utilizaron tanto el griego como el arameo

en el culto cristiano. Después del ascenso de Antioquía a una posición de

liderazgo en la parte de habla griega de Siria, Edesa comenzó

para ascender a una posición correspondiente en el arameo (siríaco) -

mundo hablante. Esta ciudad fue la primera sede del cristianismo.

en Mesopotamia y la cuna de la literatura siríaca, que

comenzó allí probablemente a finales del siglo II con el siríaco

versiones de la Biblia.

La penetración del cristianismo en las partes más lejanas de

el imperio romano y su triunfo final sobre todos los

Los cultos romanos y los rivales orientales no eran más que una fase de la

Proceso de sirianización que se estaba llevando a cabo, la fase religiosa.

Las otras fases fueron económicas, sociales y políticas.

Mientras tanto, los procesos de romanización operaban en el

direccion opuesta. La romanización disminuyó a medida que la distancia

de Roma aumentó. En Siria había muy pocos italianos

residentes para actuar como focos de la cultura latina. Esos eran en su mayoría

funcionarios del gobierno que recaudaban impuestos, decidieron importantes

juicios, asistió a juegos y festivales, pero continuó siendo


tratados como forasteros. Pero desde el principio los emperadores

otorgados a los residentes nativos de colonias como Beirut y

Ciudadanía romana de Baalbek, lo que les dio un privilegio

posición entre los provinciales. Por concesión o tratado otros

ciudades que no eran colonias recibieron ciudadania o especialidad

privilegios. Tarso estaba entre ellos, lo que le permitió a Pablo reclamar

Ciudadanía romana y 'apelación al César'. 'Dividir y

gobernar 'era una técnica política romana estándar aplicada a

Evitar que las diferentes ciudades o comunidades hagan discotecas.

juntos contra Roma. En 212 Caracalla otorgó plena

La ciudadanía romana en prácticamente todos los residentes libres del

provincias, incluida Siria. Roma estaba, pues, bien encaminada

para resolver el complicado problema de moldear un grupo de

diferentes nacionalidades en una sola entidad, moderadamente uni¬

forma en la cultura, económicamente próspera y políticamente leal.

92

Romanos y semitas
De las numerosas comunidades sirias, la judía era la

menos sensible a los estímulos romanizantes. La aristocracia fue

ya Hellcnizcd. Los saduceos, que representaban a los

partido aristocrático y monopolizó las oficinas, recibió apoyo

puerto de Roma. Los fariseos, que representaban al

comunidad, adherida a la ortodoxia estricta y dirigida a

liberación. Debido al estricto monoteísmo de su

religión, los judíos habían sido tratados desde los días de Pompcy como

una comunidad privilegiada. Bajo los emperadores estaban

exentos del servicio militar y de la obligación del

culto imperial. No estaban obligados a participar en la

adoración sacrificial del gobernante romano. Como ellos mantuvieron

su política de exclusividad y aislacionismo, alimentaron

su sentimiento nacional. Esto condujo a enfrentamientos que se ampliaron

en rebelión nacional en 66-70 d.C. bajo Nerón y en

132-134 bajo Adriano. Estas dos rebeliones resultaron en

la ruptura final entre judíos y cristianos y, en fin,

ing desastre para la sociedad judía. Fue después del primero que

Tito destruyó Jerusalén y quemó el templo. Más

de un millón de judíos se estima que han perecido entonces,


muchos de ellos en el anfiteatro luchando entre sí o

bestias salvajes. Judea como estado político dejó de existir, y

los judíos se convirtieron en apátridas y sin hogar. judaísmo

decayó con sus adherentes, como su estrecha base nacional y

ciertas características de su ritual lo hacían inaceptable para

de otras personas. Una última chispa de vida apareció en 132, cuando

la bandera judía de la revuelta fue desplegada por un misterioso

líder, Simon Bar Kokba. Pero Adriano aplastó al rebelde

león y convirtió a Jerusalén en una colonia romana llamada

Aelia Capitolina. Más de medio millón de judíos más

Según los informes, murió en este inútil levantamiento.

La influencia siria en Roma penetró al trono cuando

la púrpura cayó a Scptimius Sevcrus (193-21 i dC), un

General africano de habla púnica cuya esposa era una notable

Dama siria llamada Julia Domna, hija de un sacerdote de

Elagabal en Homs. Se la describe como de gran belleza,

93
Siria

poder intelectual y capacidad política y literaria, y como

colaborando con su esposo en la conducta de estado

asuntos. Después de su muerte en la batalla, ella intentó empuñar

control sobre sus hijos Caracalla y Gcta, quienes lograron

su padre como co-emperadores. Pero en el 212 Caracalla tuvo a Geta

asesinado en brazos de su madre en su propio apartamento;

La propia Julia recibió un golpe en la mano tratando de protegerse

su hijo. Se quedó de pie, indefensa, mientras Caracalla continuaba su

carrera manchada de sangre, matando a unas veinte mil personas

incluido el jurista Papinian. Ella fue puesta a cargo de su

correspondencia y los papeles estatales. Su salón incluido

Ulpian, el sucesor de Papinian, el médico griego Galeno,

el historiador romano Dio Cassius y otros pensadores notables.

Después de la muerte de Caracalla en 217, se suicidó, no

del dolor, sino porque no podía afrontar la jubilación para

vida privada.

Sin embargo, la dinastía siria no terminó para el imperio


el poder pronto fue capturado por su hermana más joven y capaz

Julia Maesa para sus nietos Elagabalus (218-222) y

Alejandro Severo (222-235). Elagabalus era un sacerdote de

el Baal de Homs, cuya piedra negra sagrada acompañó

a Roma, y cuyo culto se convirtió durante algunos años

supremo en el imperio. Alejandro, en su ascenso, un muchacho de

trece bajo el control de su madre, fue el último y mejor de

esta dinastía siria. Envió la piedra negra de regreso a Homs,

prohibió la adoración de sí mismo mientras estaba vivo, puso la corte dowm

el lujo, los impuestos aligerados, elevaron el nivel de la acuñación;

y alentó el arte y la ciencia. Después de recuperar Meso¬

potamia de los persas, fue asesinado en un motín en 235.

Otro sirio, llamado Felipe el Árabe, fue entronizado en

244, presidió en 248 las ceremonias conmemorativas de la

mil aniversario de Roma y fue víctima de un motín en

249, poniendo fin a la influencia siria en la corte. Sus monedas representan el

gran templo de Heliópolis.

La penetración económica siria en las provincias latinas fue

manifestado por el número de asentamientos comerciales que,


94

Romanos y semitas

especialmente en los siglos II y III, surgió a lo largo de

todas las costas del Mediterráneo y el interior en el comercio

rutas. Las islas de Delos y Sicilia, los puertos de Nápoles

y Ostia, las ciudades de Lyon y Arles fueron especialmente

favorecido. Los barcos sirios una vez más salpicaron el mar y el

antigua energía fenicia, adaptabilidad, amor por el lucrativo comercio

y capacidad para hacer negocios y cerrar negocios grandes y pequeños

fueron reactivados.

Como importadores, los comerciantes sirios monopolizaron mucho

del comercio de las provincias latinas con el Levante; como

banqueros no tenían rivales. Vinos, especias, cereales, cristalería,

las telas y las joyas eran sus principales productos básicos. Donde quiera

Los comerciantes sirios se establecieron, allí establecieron sus templos.

Como portadores de la religión cristiana, estos comerciantes y


Los colonos, soldados y esclavos de habla siríaca no eran menos

entusiastas que como portadores de cultos paganos. Su influencia

sobre su desarrollo en Occidente se manifestó en la dirección

de ascetismo, monaquismo y una forma más emocional de

Adoración. Devoción a la cruz y su adopción como religión

emblema religioso fueron otros elementos cristianos introducidos por

Sirios en Europa. En Roma su colonia era fuerte

suficiente para amueblar la iglesia con varios papas, dos de

quien logró la canonización.

Durante el siglo III, mientras los religiosos sirios y

Las influencias económicas estaban penetrando tanto el latín como el griego.

provincias, no todo iba bien con el imperio. Es cultural

la homogeneidad estaba siendo fragmentada por el resurgimiento provincial

patriotismos. Su prosperidad estaba siendo destruida por exorbitantes

impuestos injustamente repartidos. Su seguridad estaba siendo comprendida

minado por guerras civiles prolongadas y repetidas entradas extranjeras

vasiones. Sus tambaleantes pilares intelectuales y espirituales fueron

sometido a la avalancha de nuevas oleadas de ideas cristianas.

Una nueva cultura y estado, los bizantinos, estaban emergiendo para

reemplazar los de Roma.


95

BIZANTINOS Y ÁRABES

El n de mayo de 330, el emperador Constantino dedic como

la nueva capital del imperio romano la ciudad de Con¬

stantinople, ubicada en el sitio de la antigua Bizancio en el

Lado europeo del Bósforo. Su posición estratégica,

relativamente seguro contra las bandas bárbaras que habían

hizo a Roma insostenible, le dio a la ciudad económica y militar

ventajas que lo convirtieron en un centro natural sobre el que

las provincias orientales podrían agruparse fácilmente. El turno en sí

indica un reconocimiento de la preponderancia * esas provincias

poseído en riqueza y recursos naturales. El mayor

El antagonista civilizado del imperio, Persia, estaba al este.

El centro de gravedad en los asuntos mundiales volvía hacia el este.


después de una estancia de cuatro siglos en Italia.

Antes de su fundación de una nueva capital para el estado

Constantino dio reconocimiento a una nueva religión oficial.

Si su propia conversión al cristianismo alrededor del año 312 fue

uno de conveniencia o de convicción no tiene con¬

secuencia. El hecho es que a sus órdenes esta vez

El culto perseguido y oscuro ahora se convirtió en la religión oficial.

del imperio. Como Grecia había conquistado las mentes de los

Romanos, Siria ahora conquistó sus almas. En este momento el

los hombres más influyentes del imperio se habían convertido en seguidores

de Cristo, aunque la mayoría de la población, incluyendo

Los enemigos de Constantino, todavía eran paganos. Disciplina, organización

la riqueza y el entusiasmo estaban del lado de la minoría,

a lo que el emperador añadió ahora el poder del estado.

En 325 convocó un concilio ecuménico de todos los obispos

del imperio de Nicea, el primer congreso de este tipo. En

que el arrianismo fue condenado y la fe cristiana fue

Definitivamente codificado en lo que se convirtió en el Credo de Nicenc. Todos

96
Bizantinos y árabes

pero uno de los sucesores de Constantino profesaba el

Fe cristiana.

Estos dos eventos en el reinado de Constantino.

transferencia de la capital de Roma a Constantinopla

y el reconocimiento oficial del cristianismo - señale que

reinado como uno de los más importantes en la larga historia de la

Estado romano. Cristiano en doctrina, griego en idioma,

ecléctico en cultura, el nuevo imperio inaugurado por Con¬

stantine iba a soportar, con muchas vicisitudes, durante aproximadamente

once siglos y cuarto. Del siglo VII

sirvió de baluarte contra el Islam. Finalmente, en 1453,

sucumbió bajo la avalancha de los nuevos campeones de ese

religión, los turcos otomanos.


Durante unos años después del establecimiento de Constantinopla

la unidad externa y teórica del imperio se mantuvo

sostenido. En la práctica, sin embargo, las dos mitades del imperio

con frecuencia fueron separados y gobernados por diferentes emperadores.

La división final se produjo en 395 cuando murió Teodosio y

sus hijos Honorio y Arcadio tuvieron éxito, el primero

gobernando sobre la porción occidental y esta última sobre el

oriental. Por fin, en 476, Roma cayó ante los invasores germánicos.

La Siria bizantina presenta una imagen diferente a la romana.

Siria. En general, era una tierra cristiana. De hecho esto

es el único período en el que Siria ha sido un país plenamente cristiano

país. Emparedado entre los paganos romanos y

musulmán árabe, el período bizantino fue, por tanto, único

en los anales sirios. A finales del siglo IV, la

provincia estaba dividida en siete distritos, con sus capitales

en Antioquía, Apamea, Tiro, Homs, Cesarea, Escitópolis

y Petra. Los dos primeros todavía se llamaban Siria, el siguiente

dos Fenicia (aunque incluidas las ciudades del interior que habían

nunca perteneció ni a Fenicia ni al Líbano) y el

tres últimos Palacstina, incluida la antigua provincia de


Arabia.

No sólo el país era cristiano, sino que la época era un

edad eclesiástica. La iglesia fue su mayor institución;

97

Siria

los santos eran sus héroes más venerados. Del cuarto al

monjes, monjas, anacoretas, sacerdotes y obispos del siglo VI

floreció como nunca antes o desde entonces. Iglesias, capillas,

basílicas y monasterios, todos con un nuevo estilo de arquitectura

tectura con cúpulas, campanarios y cruces prominentes

arreglos - salpican la tierra. Las cuevas de ermitaños fueron excavadas o

engrandecido. Se erigieron pilares sobre los que curiosos ascetas

llamados Estilitas vivieron y murieron. La peregrinación retumbó. Votos

y las oraciones en las tumbas de los santos se convirtieron en remedios estándar


por mala salud y desgracia. El monaquismo fue un favorito

estilo de vida. Sus ideales de celibato, pobreza y obediencia

tuvo un gran atractivo. El declive de la población, el menguante

prosperidad y los disturbios civiles que marcaron el final

Las décadas romana y bizantina temprana habían dado lugar a una amplia

pérdida de confianza en las instituciones seculares. Cristianismo pre¬

enviado algo sobrenatural y ultramundano, incluyendo

una creencia en valores espirituales que vale la pena renunciar a este mundo por

y muriendo por.

Lingüísticamente, la iglesia en Siria se había desarrollado a lo largo de

dos líneas: griega en la costa y en las ciudades helenizadas,

Siríaco en el interior. La iglesia que usaba siríaco había tenido su

empezar ya en el siglo II. Con la propagación de

El cristianismo en el siríaco del siglo III se había afirmado

contra el griego. En el período bizantino, la repulsión de

El griego y la reversión al arameo señalaron el nuevo despertar¬

entre los sirios. El renovado interés por lo antiguo

La lengua semítica fue un índice de un renacimiento de la convicción nacional.

conciencia, así como una reacción contra el paganismo. Siempre

políglotas, sirios interesados en la barra estudiaron latín;


los adictos a la filosofía tomaron el griego; pero el resto,

especialmente aquellos fuera de los centros cosmopolitas, apegados a la

lengua materna. La literatura siríaca existente es casi en su totalidad

Cristiano, pero comprende también manuales de ciencia y

filosofía traducida del griego. Su primer gran centro,

lejos de las ciudades de habla griega, estaba Edcssa, la Atenas

del mundo arameo, donde el siríaco se había utilizado por primera vez para

98

Bizantinos y árabes

propósitos literarios, en versiones de la Biblia.

Oposición al pensamiento cristiano representado por Con¬

Stantinople y Antioch resultaron en cismas, 'herejías 5 de

el punto de vista ortodoxo. Como en el caso del lenguaje, estos

Los cismas fueron, en cierta medida, una expresión de

despertar. Después de una inmersión de siglos bajo una ola


de la cultura griega, el espíritu sirio finalmente se estaba afirmando.

La alienación del pueblo de sus gobernantes bizantinos.

se debió tanto a factores ideológicos como políticos y económicos.

causas. Los bizantinos fueron más autocráticos en su gobierno.

que los romanos habían sido y más opresivos en su

impuestos. Desarmaron a los nativos y tuvieron poca consideración

por sus sentimientos. Incluso en asuntos religiosos mostraron

menos tolerancia que sus predecesores paganos.

'La controversia ecológica fue el aliento de vida entre

la intelectualidad de los siglos IV y V. Se centró

sobre la naturaleza de Cristo y temas afines que ya no

agitar las mentes cristianas. El resultado inactivo fue innumerable

herejías y escuelas de pensamiento, algunas de las cuales reflejan la

ejercicio de la lógica aristotélica y la aplicación de la

Principios platónicos. Mientras tanto, cultos afines al zoroastrismo

y al budismo aparecían en medio de la com¬

munidades. El patriarca Juan Crisóstomo (m. 407) se refiere

a un grupo de Antioquía que creía en la transmigración de

almas y vestía túnicas amarillas. Más peligroso entre los

nuevas religiones que se extendieron hacia el oeste fue el maniqueísmo, que


combinó principios cristianos, budistas y zoroastrianos en uno

sistema sincretista. Su vigoroso dualismo y otros 'errores 5

despertó a los padres sirios como ningún otro "error" lo hizo.

Varios protagonistas de las llamadas herejías fueron de

Natividad o educación siria. La serie comenzó con el

Arrio del siglo IV, cuyo sistema fue condenado en la

Consejo de Nicaca pero conservó gran importancia, tanto

teológico y político. Como reacción contra el arrianismo,

con su énfasis en la humanidad de Cristo y sus implicaciones

negación de su divinidad, Apollinaris de Latakia afirmó que

99

Siria

mientras que Cristo tenía un verdadero cuerpo y alma humanos, el Logos o

La palabra ocupaba en l el lugar del espritu, que es el

parte más alta del hombre. El apolinarismo vincula el arrianismo y


Nestorianismo al oponerse al uno y allanar el camino para

el otro.

Nestorio nació en el este de Cilicia y vivió en una

monasterio cerca de Antioquía. En 428 fue elevado a la categoría

obispado de Constantinopla, pero tres años después su posición

ción fue condenada por el Concilio de Éfeso. los

punto de vista objetable que sostenía era que en Jesús una persona divina

(el Logos) y una persona humana se unieron en perfecta

armonía de acción, pero no en la unidad de un solo individuo.

Nestorio tuvo muchos seguidores que constituyen el verdadero

Nestorianos. Los llamados nestorianos de Persia, más

propiamente la Iglesia de Oriente, vino después. Cortado de

el imperio romano, sus adherentes desarrollaron sus doctrinas locales

y ritual que aún sobrevive. Aunque algunos de sus escritores

han utilizado un lenguaje decididamente nestoriano, el litúrgico y

El vocabulario sinodal de la iglesia en su conjunto es notablemente

libre de ella. Esta es la iglesia que en tiempos posteriores tuvo

vitalidad suficiente para enviar misioneros hasta la India y

Porcelana.
Junto al nestorianismo, el monofisismo fue el mayor

cisma que sufrió la iglesia oriental. Estrictamente el Mono-

Los físicos eran aquellos que no aceptaban la doctrina del

dos naturalezas (divina y humana) en la única persona de Jesús,

formulado por el Concilio de Chalccdon (451). En la tarde

siglo V y principios del VI El monofisismo ganó a su

doctrina la mayor parte del norte de Siria y fue heredero de

Apolinarismo en el sur. La iglesia monofisita en

Siria fue organizada por Jacob Baradaeus, quien fue ordenado

obispo de Edesa hacia 543 y murió en 578. En consecuencia

los monofisitas sirios llegaron a llamarse jacobitas. los

la parte occidental de la iglesia siria se convirtió así en

separado del este. De Siria el monofisita

La doctrina se extendió a Armenia al norte y a Egipto a

100

Bizantinos y árabes
el sur. Los armenios y coptos hasta el día de hoy se adhieren a la

Teología monofisita. En Siria y Mesopotamia el

número de sus adherentes ha ido disminuyendo desde

El Islam se convirtió en el poder dominante en esas tierras.

Otra rama de la antigua iglesia siria fue la

Maronita, llamado así por su santo patrón, un monje ascético que

vivió elenco de Antioquía, donde murió en 410. Maron

Los discípulos erigieron un monasterio en el Orontes en su memoria.

A principios del siglo VI, después de chocar con su jacobita

vecinos, buscaron y encontraron en el norte del Líbano un

refugio más seguro. De allí se extendieron para convertirse en los más grandes y

secta más influyente del Líbano.

Incluso aparte de la lucha contra la herejía y el cisma,

La confusión marcó la vida intelectual de la Siria bizantina en

su período inicial. Polémicas entre cristianos y no

Los escritores cristianos griegos y latinos continuaron durante años

después de la profesión de fe cristiana de Constantino. Neo-

El platonismo estaba lejos de estar muerto, aunque su gran siglo había


sido el tercero. Los Padres de la Iglesia avanzaban poco a poco hacia

el frente como líderes del pensamiento. Sofistas y retóricos

estaban retrocediendo aunque no desapareciendo del todo.

Los escritos de un retórico sirio del siglo IV

llamado Libanio, quien fue educado en Antioquía y Atenas

y enseñado en Constantinopla, dan una imagen vívida de la

tiempos y lugares en los que vivió. También abren antes

nosotros una pequeña ventana a través de la cual podemos vislumbrar

los métodos educativos del día. En los cursos de Antioch

extendido durante los meses de invierno y primavera; el verano fue

ocupado con actividades festivas. Las clases comenzaron temprano y

duró hasta el mediodía. Algunos estudiantes tenían tan solo dieciséis años.

La educación superior estaba en manos de retóricos, que estaban

elegido en las ciudades por el senado local, en las pequeñas ciudades por

las comunidades en general. Los retiros enseñaron, declamaron

a modo de ejemplo y fueron responsables de la disciplina. Para

sus servicios recibieron paga de las ciudades y los

estudiantes. Los clásicos griegos formaron el núcleo del plan de estudios.


101

Siria

El latín fue patrocinado solo por aquellos que intentaban un gobierno

carrera de ment. Se enfatizó la lógica. Aristóteles disfrutó de una

renacimiento consecuente a su redescubrimiento por Porfirio.

Debido a los esfuerzos productivos de autores paganos como

Libanio, Antioquía se convirtió en la capital intelectual del norte

Siria. Entre los cristianos eminentes educados había

su alumno, el brillante Juan Crisóstomo, cuyo elocuente

la predicación estuvo marcada por una denuncia de la laxitud en la moral

y lujo en vivir. Los ricos fueron condenados por adquirir

ingiriendo sus riquezas mediante la violencia, el engaño, el monopolio y la usura

y por su actitud de indiferencia ante los sufrimientos del

pobre. El suyo fue un mensaje social en una época de eclesiástica

y teología. Tan celebrado se convirtió en predicador

que en 398 fue elegido patriarca de Constantinopla, donde


vendió en beneficio de los necesitados los tesoros recogidos por

su predecesor e insistió sin concesiones en la moral

y reforma social. Fue desterrado dos veces y murió el

su camino al exilio cerca del Cáucaso. En total fue

uno de los predicadores más elocuentes y más notables

maestros de ética cristiana que la iglesia ha

duced.

Dos distinguidos historiadores nacieron en Cesarea en

Palestina, Eusebio y Procopio. Eusebio (264-aproximadamente

349) se convirtió en obispo de su ciudad natal y en el Concilio de

Nicea pronunció un discurso de apertura condenando la

heresiarca Arrio, pero su reputación duradera se basa en su

Historia Eclesiástica, en la que narra en detalle el surgimiento de

El cristianismo y su relación con el imperio. Procopio pro¬

Vi un valioso relato contemporáneo del accidentado reinado

de Justiniano (527-565).

Varios notables cristianos que no son de origen sirio son

asociado con el sur de Siria. Destacado entre ellos

fue Jerónimo (345-420), cuyo temperamento ascético lo llevó


a un monasterio en Belén y de allí a cinco años de

vida solitaria entre los ermitaños del desierto sirio. Su

traducción de la Biblia al latín, llamada Vulgata, ha

102

Bizantinos y árabes

desde entonces ha sido la versión estándar para servicios en el

Iglesia católica romana.

El arte cristiano primitivo había estado en deuda principalmente con la

mediocre arte judío, al igual que las iglesias primitivas habían sido

habitaciones simplemente alargadas inspiradas en las sinagogas judías.

Al liberarse de las limitaciones de este ingenuo y

fuente rígidamente restringida, artistas cristianos en Siria y otros

donde se basó cada vez más en fórmulas helenísticas paganas.

Estos fueron modificados de vez en cuando y de un lugar a otro.


hasta que en los siglos IV y V surgió una

estilo bizantino estandarizado, dentro del cual había un amplio

alcance para que los talentos individuales encuentren expresión. En archi

tectura, pintura, escultura y otros campos de la ex¬

presin, este nuevo estilo apuntaba resueltamente al realismo, y esta

allanó el camino para el arte medieval cristiano, así como para

Arte musulmán.

Es probable que los artesanos artísticos de Siria fueran

convocado para embellecer la nueva capital, Ravenna, a la que

Honorio (395-423) quitó su corte para escapar de los peligros

de las invasiones germánicas. Se quedaron ahí para enseñar

su oficio a artistas nativos, introduciendo técnicas de mosaico

y motivos decorativos sirios. En el siglo V Ravenna

se convirtió en la capital artística del norte de Italia. Su escuela de

el arte y la arquitectura se han denominado medio sirios; la ciudad

en sí mismo también podría caracterizarse así. Venecia también era una

puesto de avanzada de la cultura oriental en suelo italiano.

Aunque algunos emigrantes de habla siríaca eran artistas

y muchos eran soldados, monjes o esclavos, la mayoría eran


comerciantes y otros hombres de negocios. La división del

imperio y la fragmentación de su provincia siria no

parece haber afectado la relación comercial nacional y exterior

ciones de Siria adversamente. En el período bizantino como en el

antes uno, el comercio mediterráneo estaba casi en su totalidad en

Manos sirias y griegas. Los comerciantes de habla siríaca con¬

Continuó atravesando todo el mundo romano en el cuarto

siglo, impulsados por su amor por el lucrativo comercio y

h 103

Siria

desafiando todos los peligros. Tenían asentamientos florecientes en

Roma, Nápoles y Venecia en Italia, Marsella, Burdeos y

París en Francia, Cartago y los puertos español y siciliano.

Importaron vinos de Ascalon y Gaza, morados de

Cesarea, tejidos de Tiro y Beirut, pistacho

nueces y hojas de espada de Damasco y bordadas

productos de varios pueblos. El bordado estaba especialmente en


demanda de uso eclesiástico. Una vieja mercancía que

ahora asumió una nueva importancia era la seda, todo el comercio

estar en manos sirias. Importado de China a través de

Arabia, la seda fue teñida y re-tejida en Fenicia. Ambos

el teñido y el comercio de la seda pronto se convirtieron en monopolios del

Estado bizantino. Desde Arabia e India, Siria continuó

para importar especias y otros productos tropicales. A cambio

Siria exportó a estas tierras, así como a China,

vidrio, esmaltes y textiles finos.

Como sucedió en la época romana, Beirut siguió siendo el único

ciudad de la costa fenicia famosa por sus intereses intelectuales

que la actividad comercial e industrial. Todavía albergaba el

academia de derecho, una ciencia más asiduamente cultivada que

cualquier otro en la era bizantina. Esta institución alcanzó su

mayor desarrollo en el siglo V, cuando atrajo

algunas de las mejores mentes jóvenes del imperio bizantino.

El plan de estudios incluía ciencias, geometría, retórica, griego

y latín. Cubrió cuatro años, pero Justiniano agregó un

quinto año. Algunos estudiantes se divertían con las carreras de caballos.

y teatros o bebiendo y jugando, mientras que otros eran


apasionadamente adicto a la disputa teológica, el ascetismo

y ocultismo. Terremotos entre 551 y 555 y un

El desastroso incendio de 560 llevó a la universidad a un trágico final.

A lo largo del período bizantino, el agresivo Sasanid

dinastía de Persia representaba una amenaza constante para el pro¬

vince. Una incursión entre 527 y 532 fue verificada por

Belisario, el hábil general de Justiniano. Procopio de Cesarea, el

historiador de esta guerra, acompañó a Belisario como consejero.

En 540 los persas aparecieron de nuevo bajo Cosroes I.

104

Bizantinos y árabes

la cabeza de 30.000 hombres, este enérgico monarca descendió

en Siria, exigiendo 2000 libras de plata de Hierápolis

como precio de la inmunidad. Exigió el doble de esta suma

desde Alepo, y prendió fuego a la ciudad cuando no logró levantar


la cantidad especificada.

De Alepo, Ghosroes se dirigió a Antioquía, que estaba

débilmente guarnecido, ya que la mayor parte del ejército de Justiniano estaba en Europa

intentando reconstruir el antiguo imperio romano. A

Refuerzo de última hora de 6000 soldados del distrito.

de Homs no resultó rival para el invasor persa. La ciudad

fue despedido. Su catedral fue despojada de su oro y plata

tesoros y de sus espléndidos mármoles. Todo el pueblo estaba

completamente destruído. Sus habitantes fueron llevados como

cautivos. La carrera de la ciudad como centro intelectual

así después de ocho siglos llegó a su fin. En sus ultimos dias

Antioquía era una ciudad cristiana prominente, de la misma categoría que Con¬

stantinople y Alejandría como sede patriarcal. los

consecuencias económicas y humanas del saqueo persa,

después de terremotos catastróficos en 526 y 528, fueron

permanentemente desastroso.

De Antioch, Chosrocs se traslad a Apamea, otro

floreciente centro cristiano. Su iglesia reclamó la pos¬

sesión de un trozo de la verdadera cruz, que fue reverentemente


conservado en un ataúd enjoyado y exhibido anualmente como

toda la población adoraba. Este ataúd, juntos

con todo el oro y la plata de la ciudad, fue tomada por el

invasor, pero la reliquia en sí se salvó, careciendo de valor

a él. Los nativos atribuyeron la liberación de su ciudad

desde la destrucción hasta la eficacia de la santa reliquia.

En 542 se concluyó una tregua y posteriormente se renovó

varias veces hasta 562, cuando se firmó un tratado de cincuenta años

obligando a Justiniano a rendir tributo al 'gran rey' y a

abstenerse de cualquier propaganda religiosa en territorio persa.

A principios del siglo VII, las hostilidades fueron renovadas por

Ghosroes II, que barrió Siria del 611 al 614, llevando

saqueo y destrucción dondequiera que pasara. El saqueó

105

Siria
Damasco y diezmó a su gente por asesinato y cautiverio.

En Jerusalén dejó la Iglesia del Santo Sepulcro en

ruinas, y llevaba sus tesoros, incluida la mayor parte de la

verdadero tachado como botín. El emperador bizantino Heraclio,

después de seis años de guerra con varios reveses, en 628 logró

en la recuperación de la maltratada provincia siria, en 629 restauró

la cruz a Jerusalén y fue aclamado como el libertador de

La cristiandad y el restaurador de la unidad del imperio.

Una de las tácticas utilizadas por griegos y persas en

Esta guerra prolongada y mutuamente agotadora fue el

mantenimiento de los reinos árabes subvencionados como aliados y amortiguadores

estados a lo largo de las fronteras del norte de Arabia. En contra de

Monarquía títere persa: los Lakhmids de al-Hirah en

el Éufrates - los bizantinos respaldaron a los Ghassanids, un

Tribu del sur de Arabia que se había asentado en Hawran

meseta en el siglo III y se convirtió al cristianismo

cristianismo en el cuarto. Su historia es oscura, como árabe

las crónicas son contradictorias y vagas, mientras que las bizantinas

los autores sólo registran contactos con Constantinopla. Solamente

los últimos monarcas, cuyos reinados abarcan el siglo anterior a


cediendo el nacimiento del Islam, son bastante conocidos.

El primero y el más grande de ellos fue al-Harith ibn-

Jabalah, quien debuta en 528 luchando contra el

Lakhmids. En reconocimiento a sus servicios, el emperador

Justiniano en el año siguiente nombró a al-Harith señor

sobre todas las tribus árabes de Siria. Leal a los bizantinos

corona, al-Harith continuó su lucha contra los lakh¬

medios, contribuyó a la supresión del samaritano

rebelión y luchó en el ejército bizantino bajo Belisario

en Mesopotamia. Mató a su rival Lakhmid en un decisivo

batalla (554), y en 563 visitó la corte de Justiniano, donde el

El imponente jeque beduino causó una profunda impresión en

los cortesanos. Mientras estaba en Constantinopla, al-Harith aseguró

el nombramiento de Jacob Baradaeus de Edesa como prelado

de la Iglesia Monofisita Siria. Durante su y su

reinos del hijo, la nueva doctrina se extendió por toda Siria.

106
Bizantinos y árabes

Al-Harith fue sucedido alrededor de 569 por su hijo al-

Mundhir. El hijo siguió los pasos del padre.

Promovió la causa del monofisismo y luchó contra

los vasallos Lakhmid de Persia. Su celo por el rito con¬

considerado poco ortodoxo por Bizancio, sin embargo, lo alienó

de Justin, quien incluso sospechaba de su lealtad política. los

El emperador, por tanto, trató de deshacerse de él mediante la traición, pero

sobrevivió para recibir una corona de un emperador posterior y quemar

la capital de Lakhmid en 580. Dos años más tarde fue

aprehendido y enviado con su esposa y tres hijos a

Constantinopla y de allí a Sicilia. El subsidio anual

de Bizancio fue cortada y todas las relaciones amistosas fueron

terminado.

Bajo el liderazgo de al-Numan, el mayor de al-Mundhir

hijo, varias incursiones fueron dirigidas desde el desierto contra

Siria romana. Alrededor del 584 él mismo fue engañado y llevado

a Constantinopla. La nación Ghassanid fue así


roto. El reino se dividió en varias secciones,

cada uno con su propio príncipe. Algunos príncipes aliados

ellos mismos con Persia; otros mantuvieron su independencia

dencia otros más permanecieron del lado de Bizancio. A

En este punto los cronistas griegos pierden todo interés en la

tema; las crónicas árabes siguen siendo confusas. Anarquía

prevaleció hasta que Persia conquistó Siria en 611-614. Cuando

Heraclio recuperó Siria en 628, es posible que haya restaurado el

dinastía antigua, como en la época de la conquista musulmana

Se informó que tribus del antiguo estado de Ghassan luchaban

en el lado bizantino.

El resplandeciente esplendor de la corte de los Ghassanid

reyes ha sido inmortalizado en las antologías de varios pre

Poetas islámicos que encontraron en sus príncipes mecenas generosos.

Su destreza militar, su lujosa hospitalidad y su fabulosa

generosidad fueron ensalzados efusivamente, pero de hecho descansaban en un

economía floreciente. Como sus predecesores nabateos,

transmitieron elementos vitales de la cultura siria a sus

parientes en Arabia, haciendo posible la germinación del Islam.


107

CONQUISTA DEL MOSLEMA

Dos episodios de la época clásica tardía superan a todos los demás en

significado: la migración de las tribus teutónicas que

resultó en la destrucción de la parte occidental de los romanos

imperio y la erupción de las tribus árabes musulmanas

que aniquiló el imperio de los persas y despojó

el bizantino de sus provincias más bellas. De los dos el

El episodio árabe fue el más fenomenal. En el momento de

su ocurrencia Persia y Bizancio fueron el único mundo

potestades; los árabes eran conocidos simplemente como un

gente del desierto fragmentada cuya única importancia fuera

su propia península poco atractiva era como aliados poco fiables de

los dos grandes antagonistas y como intermediarios en la especia

y comercio de incienso.
Su unificación, preludio indispensable de su

emergencia triunfal, se logró en el breve lapso

de diez años (622-632) por el profeta de La Meca Mahoma,

fundador de la fe islámica y padre de la nación árabe.

Durante la vida de Muhammad poco se supo de él en

Siria, a pesar de algunos ataques a ciudades fronterizas al sur y al este

del Mar Muerto. El primero de ellos, en 629, le pareció al

nativos para ser simplemente otra de las frecuentes incursiones beduinas

a lo que estaban demasiado acostumbrados. En perspectiva,

Sin embargo, fue la escaramuza inicial en una lucha que fue

no cesar hasta que Bizancio se hubiera rendido y el

El nombre de Mahoma había reemplazado al de Cristo en su

catedrales.

Al año siguiente, algunos de estos asentamientos fronterizos

sometido a las columnas musulmanas. Su gente era

garantizada y el derecho a retener su propiedad y

profesan su religión con la condición de que paguen una

108
Conquista musulmana

tributo. Estos términos, formulados por el propio Muhammad,

marcó el patrón seguido por sus sucesores al tratar con

poblaciones conquistadas. La noción predominante de que los musulmanes

ofreció a los cristianos solo una opción entre la conversión al Islam

y la muerte a espada no tiene fundamento de hecho; ellos mucho pre¬

feriados para mantener a tales pueblos bajo su dominio y recolectar

tributo, que normalmente cesaba una vez que los conquistados aceptaban

Islam.

Hacia el 633, un año después de la muerte de Mahoma, el disidente

Las tribus árabes habían sido sometidas y toda la península

al norte del Barrio Vacío se había consolidado y

unificado bajo el liderazgo de un hombre, el primer califa

abu-Bakr (632-634). El impulso adquirido en estos

guerras internas tuvieron que buscar nuevas salidas, especialmente desde que

supuestamente, la nueva religión había convertido a sus seguidores en

una hermandad. El espíritu marcial de las tribus, a quien


Las incursiones habían sido una especie de deporte nacional desde tiempos inmemoriales.

memorial, no fue debilitado por el Islam; por el contrario es

fue reorientado e intensificado.

Visto en su perspectiva adecuada, la expansión islámica

fue la última de la larga serie de migraciones que

excedente de población semita desde la península árida hasta la

limítrofes con regiones fértiles y la vida más abundante que

Ofrecido. El movimiento islámico, sin embargo, poseía una

rasgo distintivo - impulso religioso. Combinado con el

económico, esto hizo que el movimiento fuera irresistible y llevó

más allá de los confines de cualquier precedente. islam

proporcionó un grito de batalla, sirviendo como un cemento de agencia cohesiva

tribus que nunca antes se unieron. Pero mientras el deseo de

difundir la nueva fe o alcanzar el paraíso puede tener motivo

algunos de los guerreros beduinos, el deseo de la

comodidades y lujos de la vida sedentaria en el Creciente Fértil

fue la fuerza impulsora en el caso de muchos más de ellos.

Varias consideraciones dirigieron esta energía marcial Siria-

pabellón. Se esperaba que las tribus árabes domiciliadas allí


colaborar con sus parientes invasores, como el anual

109

Siria

subvenciones que durante años venían recibiendo de

Recientemente se había sospechado que Heraclio por proteger las fronteras

pendiente como medida de economía. Los fuertes a lo largo de eso

La frontera sur también había sido descuidada y despojada de

sus guarniciones para permitir la concentración en el norte frente a

del peligro persa. Sin embargo, esto no significa que

esta invasión o el ataque simultáneo a Mesopotamia

fueron el resultado de una planificación intencionada. Seguramente estaban

diseñado como incursiones casuales para el botín, sin pensar en

conquista permanente, aunque este fue el resultado al que

la lógica de los acontecimientos conducida inexorablemente.

En 633 una columna invadió Siria por la ruta costera,


dos siguieron la ruta interior de las caravanas hacia el norte, y uno bajo

Khalid ibn-al-Walid penetró en Mesopotamia. Cada de¬

El apego era aproximadamente 3000 fuerte al principio, pero rein¬

Fuerzas más que duplicaron esta fuerza a medida que se movían

norte. Dos enfrentamientos fueron suficientes para despejar el sur de Palestina.

de las tropas bizantinas, y siguió una fructífera incursión. los

El emperador Heraclio organizó un nuevo ejército en Homs y

lo despachó bajo su hermano Theodorus, mientras abu-Bakr

ordenó a Jalid y su columna que se unieran a sus correligionarios en

Siria. Esto hizo Khalid con una marcha épica de dieciocho días

a través del desierto, apareciendo con dramática rapidez

directamente en la retaguardia del improvisado ejército bizantino. Él

derrotó a las fuerzas de Christian Ghassanid y presionó a través de

Transjordania a Palestina, donde los cuatro destacamentos reunidos

Ments obtuvo una gran victoria en julio de 634.

Toda Palestina yacía abierta ante el invasor. Para seis

meses se lanzaron redadas al azar en todas las direcciones.

Otro ejército bizantino fue derrotado y buscó refugio.

detrás de los muros de Damasco. Khalid lo persiguió, aislado

la ciudad durante seis meses y en septiembre de 635 ganó pos¬


sesión de ella a través de la traición. Con la caída del metro¬

polis, la victoria total estaba asegurada. Baalbek y Homs fueron

ocupada en 635, y Alepo, Antioquía, Hamah y otros

a principios de 636. Sólo Jerusalén, Cesarea y algunos puertos

110

Conquista musulmana

resistido a la espera de la ayuda de Hcraclius.

Heraclio no tenía la intención de decepcionarlos. Él

reunió en las cercanías de Antioquía y Alepo un ejército

de unos cincuenta mil, en su mayoría armenios y árabes mer¬

cenarios, y de nuevo lo puso bajo el mando de su hermano

Thcodorus. Al darse cuenta de la superioridad numérica de este

ejército, los generales árabes abandonaron inmediatamente Homs,

Damasco y otras ciudades para concentrar a unos 2500 hombres


en el río Yarmuk al este del lago Tiberíades. Después de un período

de escaramuzas, los miembros de las tribus del desierto el 20 de agosto de 636,

forzó un enfrentamiento durante una tormenta de polvo que les dio

una ventaja decisiva. Antes del ataque musulmán

Los mercenarios armenios y siroárabes no pudieron sostener su

propio. Algunos fueron masacrados allí mismo; otros fueron

conducido implacablemente al río; otros más desertaron y

fueron capturados y aniquilados en el otro lado. Thcodorus

fue una de las víctimas. El destino de Siria estaba sellado, ya que incluso

Heraclio admitió a regañadientes.

Damasco y las otras ciudades anteriormente ocupadas ahora

recibió al conquistador con los brazos abiertos. 'Nos gusta tu

gobierno y justicia ', declararon los nativos de Homs, Tar mejor

que el estado de tiranía y opresión bajo el cual

Ha estado viviendo.' Más al norte, Alepo y Antioquía estaban

pronto reducido. Solo las montañas de Tauro, natural

frontera de Siria, finalmente detuvo el avance ininterrumpido

de armas árabes. A lo largo de la costa Acre, Tiro. Sidón,

Se tomaron Beirut, Byblus y Trípoli. Jerusalén resistió

hasta el 638 y Cesarea, reforzada y abastecida por mar,


hasta 640. En siete años (633-640) todo el país fue

sometido.

Esta fácil conquista de una provincia estratégica de los bizantinos

El imperio no es difícil de explicar. La estructura militar de

ese imperio había sido socavado con la misma eficacia por la

Las incursiones persas de principios del siglo VII como las

la unidad de su sociedad había sido interrumpida por el monofisita

cisma del quinto medio. Esfuerzos de último momento para lograr una

Hola

Siria

el compromiso religioso solo empeoró las cosas. La mayor parte

de los sirios se aferraron a su iglesia. Para ellos era mas

que una institución religiosa; era una expresión de un sub¬

sentimiento de nacionalidad fusionado y semi-articulado.


En ningún momento después de la conquista de Alejandro, la gente de

Siria, como pueblo, pierde su carácter nacional, su

lengua o su religión semítica y se identifican

de todo corazón con el estilo de vida grecorromano. En su

cultura helenística más densa era sólo superficial, afectando a un

corteza de la intelectualidad en los asentamientos urbanos. La mayor parte de la

La población debe haber tenido a lo largo de ese milenio

consideraron extranjeros a sus gobernantes. La alienación entre gobernantes

y gobernado fue sin duda agravado por el mal gobierno y la alta

impuestos. Para las masas de la Siria del siglo VII, el

Los árabes musulmanes deben haber parecido más cercanos étnicamente,

lingüística y quizás religiosamente que el odiado Byzan¬

maestros de dientes.

Una vez conquistada, Siria se convirtió en la base de los ejércitos árabes.

desplegándose en todas direcciones. Entre 639 y 646

Mesopotamia fue subyugada y Persia quedó expuesta al ataque.

Entre 640 y 646 Egipto fue sometido y el camino

despachado al norte de África y España. Desde el norte de Siria.,

Anatolia era vulnerable a incursiones devastadoras que


se montaron de forma intermitente durante casi un siglo. Todos

Sin embargo, estas conquistas pertenecen a la categoría de

campaña en lugar de las incursiones casuales a las que el

la toma de Siria pertenecía. Pero fue esta primera victoria la que

dio prestigio al naciente poder del Islam ante el mundo

y confianza en sí mismo.

En importancia histórica, las conquistas musulmanas del

rango del siglo VII con los de Alejandro como el principal

hitos en la historia política y cultural del Cercano

Este. Durante mil años después de la conquista de Alejandro, el

La vida civilizada de Siria y sus tierras vecinas se orientó

hacia el oeste, al otro lado del mar; ahora la orientación se volvió hacia el este¬

Ward, al otro lado del desierto. Vínculos con Roma y Bizancio

112

Conquista musulmana
fueron cortados; nuevos con La Meca y Medina fueron

falsificado. Estrictamente, la última orientación fue una reversión a un

tipo antiguo, porque la civilización árabe musulmana no introdujo

muchos elementos originales. Fue más bien una revivificación de la

antigua cultura semita. Visto así, el helenismo se convierte en

un fenómeno intrusivo entre dos capas afines.

En aproximadamente una década, las conquistas musulmanas cambiaron la

rostro del Cercano Oriente; en aproximadamente un siglo cambiaron el

rostro del mundo civilizado. Lejos de ser periférico o

efímeros, demostraron ser un factor decisivo en la evolución

ción de la sociedad medieval. El Mediterráneo se convirtió en un

El lago musulmán y las rutas comerciales marítimas se cortaron. Esta,

junto con la ocupación árabe del este, oeste

y costas del sur, reemplazó el mundo clásico tardío con

un mundo nuevo, el de la Edad Media.

Mientras tanto, en Siria, los árabes se habían despertado después de la

embriaguez de la gran victoria para encontrarse con¬

enfrentados a un nuevo y colosal problema por el que


estaban mal preparados, la administración de su nuevo dominio.

En su experiencia pasada no había nada en lo que ellos

podría dibujar. Claramente las leyes de su primitivo Mcdinese

la sociedad no eran adecuados y los de su nuevo islam

la sociedad no eran aplicables, ya que los pueblos conquistados eran

todavía no musulmanes.

Umar, que había sucedido a abu-Bakr como califa en 634,

fue el primero en dedicarse a esta tarea. Detalles de su

representaciones se ven oscurecidas por interpolaciones posteriores, pero ciertas

Los principios son claros. El primero de ellos fue la política relativa a

exigiendo que los musulmanes árabes de las tierras conquistadas

constituyen una especie de aristocracia religioso-militar, manteniendo su

sangre pura y sin mezclar, viviendo al margen y absteniéndose de

poseer o cultivar cualquier propiedad de la tierra. La con¬

A los pueblos buscados se les dio un nuevo estatus, el de segunda clase

ciudadanos bajo una obligación pactada de pagar un tributo

que comprendía tanto el impuesto sobre la tierra como el impuesto de capitación, pero eran

tenían derecho a protección y estaban exentos del servicio militar.

“3
Siria

Sólo un musulmán podría sacar su espada en defensa de la

tierra del Islam. Así, el principio de desigualdad entre

vencedor y vencido se estableció como una base permanente

de política.

Otro principio que se dice que fue enunciado por Umar

fue que los bienes muebles y los presos ganaron como botín

pertenecía a los guerreros como antes, pero que la tierra pertenecía

a la comunidad musulmana. Aquellos que lo cultivaron tuvieron que

seguir pagando el impuesto territorial incluso después de adoptar el Islam. Esta

y otra legislación tributaria tradicionalmente adscrita a la

La iniciativa de Umar fue claramente el resultado de años de experiencia.

Los primeros califas y gobernadores provinciales no pudieron

ideó e impuso un sistema de impuestos y de finanzas

administración; les fue más fácil continuar con

modificaciones menores el sistema de provincia bizantino


gobierno ya establecido en Siria. En el musulmán

El tributo del imperio variaba de un lugar a otro de acuerdo con el

naturaleza del suelo y el sistema previamente imperante.

El impuesto electoral era un índice de estatus más bajo y se exigía en un

Suma global. Generalmente eran cuatro dinares para los ricos,

dos para la clase media y uno para los pobres. Mujeres,

los niños, los mendigos, los ancianos y los enfermos estaban exentos

excepto cuando tenían ingresos independientes.

Umar en 639 dividió Siria con fines administrativos

en cuatro distritos militares: Damasco, Homs, Jordania (en¬

incluyendo Galilea) y Palestina - correspondiente a la

Provincias bizantinas en la época de la conquista. Un militar

el campamento al sur de Damasco sirvió como capital temporal;

se establecieron otros campamentos militares en cada distrito. A estos

campamentos de soldados árabes, que pronto se convertirán en la nueva ciudadanía

de la provincia conquistada, trajeron a sus familias; muchos de

sus esposas o concubinas fueron sin duda capturadas nativas

mujeres. Como guerreros y defensores disfrutaban de derechos y

privilegios que los inmigrantes posteriores de Arabia no pudieron

disfrutar. A su cabeza estaba el comandante en jefe y


gobernador general, quien reunió en su persona todos los

114

Conquista musulmana

funciones ejecutivas, judiciales y militares. El gobierno

se conservó el marco mental del sistema bizantino;

incluso los funcionarios locales que no se retiraron de la

país en el momento de la conquista quedaron en sus posiciones.

Obviamente, los árabes no tenían personal capacitado para reemplazar

tales funcionarios. Además, sus intereses primordiales eran

mantener bajo control la provincia capturada y recoger los

impuestos adeudados por su gente. En sus fases primitivas Arabian

El gobierno provincial era militar en forma, financiero en

objetivo y flexible en el método.

En 639 una terrible plaga sembró el caos entre las tropas.

Se dice que unos 20.000 de ellos perecieron, entre ellos


el gobernador general y su sucesor Yazid. Umar allí¬

sobre (640) nombró gobernador al hermano de Yazid, Muawiyah.

Durante veinte años, Muawiyah dominaría Siria; por

veinte más él dominaría el mundo del Islam como el

primero de la familia de califas IJmayyad. Las políticas que él

iniciado como gobernador y perseguido como califa ganó para él

un nicho permanente y prominente en el salón árabe de

fama. Hizo el punto de partida de su política el cultivo

ción de sus nuevos súbditos sirios, que todavía eran cristianos, como

así como las tribus árabes, como los Ghassanids, que habían

estado domiciliado en el país desde la época preislámica y

fueron cristianizados. Muchas de estas tribus eran del sur

Origen árabe en contraposición a los nuevos emigrantes, que eran

Árabes del norte. Para esposa, Muawiyah eligió a un jacobita

Niña cristiana de los Kalb, una tribu de Arabia del Sur. Su

médico personal, su poeta de la corte y su controlador financiero

eran igualmente cristianos. Las crónicas árabes enfatizan el sentido de

lealtad que los sirios apreciaban hacia su nuevo jefe

como consecuencia de su política ilustrada y tolerante.

Muawiyah procedió a organizar la provincia en un


base estable. La materia prima que constituía el árabe

ejército que ahora azotó en el primer ordenado, disciplinado

fuerza militar en el Islam. Su arcaica organización tribal, una

reliquia de los días patriarcales, fue abolida. No hubo

“5

Siria

interferencia de Medina, especialmente desde que el nuevo califa

Uthman, que sucedió a Umar en 644, era pariente de

Muawiyah, ambos miembros de la aristocrática Umayyad

rama del Quraysh. Mahoma pertenecía a otro

clan de la misma tribu. El ejército se mantuvo en forma

por incursiones semestrales en la 'tierra de los romanos' - Asia

Menor.

Por la defensa de una provincia que linda con el mar,

Muawiyah se dio cuenta de que un cuerpo de tropas leales y disciplinadas


no fue suficiente. En Acre encontró bizantinos totalmente equipados

astilleros que desarrolló hasta convertirse en un arsenal en segundo lugar

al de Alejandría. La nueva flota musulmana, sin duda

tripulados por Grcco-Sirios con una larga tradición marinera,

tomó Chipre en 649 a pesar de la renuencia de los criados en el desierto

califas para aprobar expediciones a través del mar extranjero.

Rodas fue saqueada en 654 y al año siguiente la

La armada bizantina suprema durante mucho tiempo fue virtualmente aniquilada por

el simple expediente de atar cada barco árabe a un enemigo

buque y convertir el compromiso en un mano a mano

conflicto.

Muawiyah, sin embargo, no pudo aprovechar al máximo

estas hazañas de sus almirantes y generales. Dis¬ doméstico

turbantes que condujeron a la guerra civil estaban convulsionando a los musulmanes

mundo. En 656, Uthman fue asesinado por partisanos rebeldes.

de Ali, primo hermano de Muhammad y esposo de su único

hija sobreviviente Fatimah. Estos partisanos (Shiah) en¬

insistió en que Ali era el divinamente designado y, por lo tanto, el

único sucesor legítimo, y que sus descendientes fueron

derecho al califato por derecho hereditario. Despues de algunos


deliberación fue proclamado califa.

El califato de Ali estuvo plagado de problemas desde el principio¬

sin terminar. El primer problema fue cómo deshacerse de dos

pretendientes rivales, Talhah y al-Zubayr, quienes con sus siguientes

los bajos en Hejaz e Irak se negaron a reconocer su sucesión.

Ambos hombres fueron derrotados y asesinados en una batalla cerca de Basora.

en diciembre de 656. Ali se estableció en su nueva capital

116

Conquista musulmana

al-Kufah como el califa aparentemente indiscutible. Un segundo civil

la guerra, sin embargo, no estaba lejos.

El habitual juramento de lealtad fue otorgado al nuevo califa por

todos los gobernadores provinciales excepto Muawiyah. El pozo-

gobernador atrincherado de Siria y pariente de Uthman


ahora salió como el vengador del califa mártir.

Muawiyah dramáticamente exhibida en la mezquita de Damasco

la camisa manchada de sangre de Uthman y los dedos cortados

de las manos de su esposa mientras trataba de defenderlo. Cuidado¬

manteniendo completamente sus propios intereses bajo cubierta, Muawiyah

Enfrentó públicamente a Ali con este dilema: castigar al

asesinos o aceptar el cargo de cómplice. Agotador

los culpables eran algo que Ali ni quería ni podía hacer.

Pero el conflicto básico trascendió a las personalidades. La funda¬

La cuestión mental en cuestión era si Irak o Siria, Kufah

o Damasco, debería encabezar el mundo islámico. Medina

claramente estaba fuera de la carrera. Las conquistas lejanas habían

desplazó el centro de gravedad hacia el norte y relegó el

antiguo capital a una posición marginal.

El ejército de Irak dirigido por Ali y el de Siria bajo

Muawiyah se reunió al sur del Éufrates en julio de 657 por lo que

debería haber sido la batalla decisiva. Las fuerzas de Ali estaban en

el punto de lograr la victoria completa después de tres días de

lucha sangrienta cuando de repente sus enemigos levantaron lanzas para

que eran manuscritos pegados del Corán. Este gesto


fue interpretado en el sentido de una apelación de la decisión de

armas a la decisión del Corán, sea lo que sea que

significar. Cesaron las hostilidades. Ali, piadoso y sencillo de corazón,

aceptó la propuesta de Muawiyah de arbitrar y así ahorrar

Sangre musulmana. El arbitraje que siguió en enero

659 ha sido embellecido por la leyenda, pero aparentemente ambos

Los directores fueron depuestos, privando a Ali de una oficina real y

Muawiyah sólo de un tenue reclamo que aún no había

Incluso se atrevió a afirmar públicamente.

Dos años después, Ali fue asesinado por un enemigo personal.

y enterrado apresuradamente fuera de Kufah en Najaf, donde su

ii?

Siria

santuario se ha convertido en el mayor centro de peregrinación en

Islam chiíta. Deficiente en los rasgos que hacen a un político,


era rico en aquellos que, desde el punto de vista árabe,

constituir un hombre perfecto. Elocuente en el habla, sabio en

consejero, valiente en la batalla, fiel a sus amigos, magnánimo

a sus enemigos, fue elevado por la tradicin a la posicin de

parangón de la caballería musulmana. Proverbios, versos y anécdotas

innumerables se han agrupado alrededor de su nombre e incluso su

espada. El movimiento juvenil en el Islam, que se desarrolló

más tarde a lo largo de líneas paralelas a las de las órdenes medievales de

caballerosidad, tomó a Ali como modelo. Muchas fraternidades derviches

igualmente lo han considerado su ejemplar ideal y

patrón. Para la mayoría de sus partidarios, ha permanecido a través de

las edades infalibles; a los extremistas entre ellos incluso

se convirtió en la encarnación de la deidad.

118

LA GLORIA QUE FUE DAMASCO


A principios de 661, Muawiyah fue proclamado califa en Jeru¬

Salem, pero fue Damasco la que eligió como su capital,

inaugurando así su época más gloriosa. Su primer problema

era pacificar el imperio y consolidar su control sobre

provincias rebeldes. Hcjaz era naturalmente tibio en su

lealtad a Muawiyah, como los musulmanes de La Meca y Medina

nunca olvidé que los omeyas eran creyentes tardíos y

que su creencia era de conveniencia más que de convicción

vicción. Pero por el momento, la cuna del Islam no dio

problema serio. Siria era leal a su ex gobernador y

Egipto se mantuvo firmemente.

Irak, sin embargo, declaró inmediata y abiertamente

al-Hasan, hijo mayor de Ah y Fatimah. A su gente él

fue el único sucesor legítimo de su padre asesinado.

En el curso de una rápida campaña, Muawiyah se aseguró de

al-Hasan una renuncia definitiva a todos los reclamos, a cambio de

un generoso subsidio que se le pagará de por vida. Se retiró a

una existencia de caso y lujo en Medina y murió ocho

años después de haberse casado y divorciado al menos un


cien esposas. Su muerte pudo haber sido causada por

tuberculosis o por envenenamiento relacionado con algún harén

intriga, pero sus seguidores culparon de ello al califa y con¬

consideró a al-Hasan "señor de todos los mártires". A su muerte,

sus afirmaciones pasaron a su hermano al-FIusayn, quien no

atreverse a afirmarlos durante la vida de Muawiyah.

Después de deshacerse de la amenaza de Alid, Muawiyah trajo

Irak a los talones al nombrar una serie de capaces y duros

gobernadores que trasplantaron 50.000 árabes problemáticos

y beduinos al este de Persia y tomaron otros drásticos

Medidas para someter la turbulenta provincia. Con el

1 119

Siria

territorio del Islam pacificado temporalmente, la extra¬

Las energías ordinarias buscaron nuevas salidas en las campañas militares.


por tierra y mar, retomando así el rumbo de los musulmanes

expansión que había sido interrumpida por las dos guerras civiles.

Hacia el este, estas campañas resultaron en completar el

subyugación de Khurasan (663-671), cruzando el Oxus y

asaltando Bukhara en Turkestán (674). Merv, Balkh, Herat

y otras ciudades que iban a convertirse en centros brillantes

de la cultura islámica fueron capturados. El ejército regresó a

Irak cargado con el botín de las tribus turcas de Trans-

oxiana. Establecieron así el primer contacto entre

Árabes y turcos, destinados a desempeñar un papel importante en la

Asuntos islámicos.

Hacia el oeste, la ciudad de Kairawan se estableció en

Túnez como base de operaciones militares contra los bereberes.

Fue construido en parte con material extraído de las ruinas de

Cartago. Como los bereberes fueron islamizados, fueron

presionado en el ejército árabe y utilizado en la persecución de la

Bizantinos fuera de Argelia. Brillante como fue, esta campaña,

como en Asia Central, no tuvo una importancia duradera,

porque no fue seguida por la ocupación. Aquí, como en


Transoxiana, el trabajo tenía que hacerse de nuevo.

Durante el período omeya, como en los primeros abasíes,

se formó la frontera entre tierras árabes y bizantinas

por los grandes rangos de Tauro y Anti-Tauro. Como el

dos estados hostiles estaban cara a cara a través de esta línea, ellos

Primero buscaron mantenerse alejados el uno al otro girando el interviniente

tramo de tierra en un terreno desolado. Muawiyah con¬

homenajeado a la creación de esta zona de residuos no reclamados.

Posteriormente, los omeyas siguieron una política diferente, con el objetivo de

estableciendo una base allí mediante la reconstrucción como fortalezas

ciudades abandonadas o destruidas y construcción de otras nuevas.

Así creció un cordón de fortificaciones musulmanas que se extendía desde

Tarso en Cilicia a Malatya en el Eufrates superior.

Estas fortalezas estaban estratégicamente situadas en el medio

tramos de carreteras militares o las entradas de pasos estrechos.

120
La Gloria que fue Damasco

Como la ciudad que domina la entrada sur del

célebre paso a través del Tauro conocido como el Ciliciano

Gates, Tarsus sirvió como base para importantes campañas militares

contra el territorio de los griegos. En el tiempo de Muawiyah

y más tarde se llevó a cabo una gran campaña todos los veranos

y una menor cada invierno como cuestión de rutina. los

objetivo, como en el caso de las incursiones tradicionales beduinas,

fue un botín, aunque el vago espectáculo de Bizancio

han llamado desde la distancia. En ningún momento los árabes

establecer una posición firme en Asia Menor. Su principal ejército

La energía siguió la línea de menor resistencia y fue dirigida

hacia el este y hacia el oeste. El Tauro y el Anti-Tauro

bloqueó su expansión hacia el norte de forma permanente. Ninguna parte

de Asia Menor alguna vez llegó a ser de habla árabe, y su

La población nunca fue semita.

Las incursiones recurrentes en Asia Menor finalmente alcanzaron

la capital, en 668, sólo treinta y seis años después de que Muhammad


muerte. El ejército pasó el invierno en Calcedonia (el asiático

suburbio de Constantinopla), donde sufrió severamente de

falta de provisiones y de enfermedad. Muawiyah envió su

hijo amante del placer Yazid con refuerzos a principios de 669,

y la capital fue sitiada, sin duda con apoyo naval.

El asedio se levantó ese verano y el ejército se retiró

con su botín. Nuevamente en 674 los árabes llegaron al Estrecho,

ocupando la península de Cyzicus, que se proyecta desde

Asia Menor en el Mar de Mármara. Durante seis años esto

lugar sirvió como base naval para una flota musulmana, ya que el invierno

cuartel general del ejército invasor y como base para la primavera

y ataques de verano. Según los informes, la ciudad fue salvada por el

uso del fuego griego, un compuesto altamente combustible recientemente inventado

libra que se quemaría incluso sobre o debajo del agua. los

inventor era un refugiado sirio de Damasco llamado Cal-

linicus. Esta fue quizás la primera vez que esta 'arma secreta'

se utilizó. Los bizantinos mantuvieron su fórmula sin revelar durante

varios siglos, después de los cuales los árabes lo adquirieron; pero

desde entonces se ha perdido. Los relatos griegos se dilatan sobre los desastrosos
121

Siria

efectos de este fuego en los barcos enemigos. Lo que quedaba del

La flota árabe naufragó en el viaje de regreso, ocasionado

por la muerte de Muawiyah en 680.

A este período también pertenecen varios ataques navales en

islas del mar Egeo y del Mediterráneo oriental.

Chipre ya estaba firmemente en el redil musulmán. Rodas

fue ocupada temporalmente en 672 y Creta en 674. Sicilia

Fue atacado primero alrededor del 664 y luego repetidamente.

La flota árabe era una imitación de la bizantina y fue

tripulado principalmente por sirios. La cocina, con un mínimo

de veinticinco asientos en cada una de las dos cubiertas de T er bajo, era el

unidad de combate. Cada asiento tenía dos remeros; los cien o

más remeros en cada barco estaban armados. Los que se especializaron

en la lucha ocuparon sus posiciones en la cubierta superior.


Estas campañas, por colosales que fueran, no hicieron

el comandante en jefe descuida los asuntos domésticos. los

la administración financiera del estado se dejó en manos capaces y

manos cristianas experimentadas. Todos los gastos provinciales fueron

percibido con ingresos locales, principalmente tributo del sujeto

pueblos; sólo el saldo fue al tesoro del califal.

Tal era el ingreso que Muawiyah podía duplicar el

paga de los soldados, fortalecer las fortalezas fronterizas sirias

contra el enemigo del norte, emprender proyectos de agricultura

la cultura y el riego en Hejaz y apaciguar a las facciones rivales

a través de subvenciones. En Siria instituyó una oficina de

registro, una cancillería estatal encargada de preservar una copia de

cada documento oficial enviado y un servicio postal. Él

mantuvo un ejército permanente de 60.000 a un costo anual de

60 millones de dirhems.

A lo largo de sus empresas, pacíficas o militares,

fue sostenido por la lealtad inquebrantable de su sirio

súbditos, nativos e inmigrantes árabes. El sirio

Los árabes eran en su mayoría de origen de Arabia del Sur y habían sido
Cristianizado. Su esposa, su médico y su poeta de la corte

eran cristianos. Los maronitas y los jacobitas trajeron sus

disputas religiosas ante él. En Edesa, según se informa,

122

La Gloria que fue Damasco

construyó una iglesia cristiana que había sido demolida por un

terremoto. Por tales actos de tolerancia y magnanimidad

Muawiyah se apoderó de los corazones de los sirios

y establecieron firmemente la hegemonía de su país en el

Imperio musulmán.

Quizás su talento más destacado fue el político

delicadeza que lo hizo infalible al hacer el mosaico correcto

en el momento adecuado. Esta suprema habilidad política que definió

en estas palabras: 4 No apliques mi espada, donde mi látigo


es suficiente ni mi látigo, donde me basta la lengua. Y

incluso si hubiera un solo cabello que me atara a mis semejantes,

No dejo que se rompa. Cuando tiran, aflojo; y si ellos

aflojar, tiro. 5 La carta que envió a al-Hasan induciendo

abdicar ilustra aún más este rasgo: 'Admito que

debido a su relación de sangre tiene más derecho a

este alto cargo que yo. Y si estuviera seguro de tu

mayor capacidad para cumplir con los deberes involucrados,

vacilante, te juraré lealtad. Ahora, entonces, pregunta

Lo que quieras.' Adjunto había un espacio en blanco ya firmado por

Muawiyah. Esta habilidad hizo que sus relaciones personales con

sus contemporáneos francos y amistosos, incluso cuando estaban

Alids u otros oponentes.

En el otoño de 679, seis meses antes de su muerte en el

edad de ochenta años, Muawiyah nombró a su hijo Yazid como su

sucesor, un procedimiento sin precedentes en el Islam. Yazid tenía

fue criado por su madre en parte en el desierto alrededor

Palmyra, donde vagaba su tribu cristiana. En la capital

también se asoció con los cristianos. En el desierto la juventud

El príncipe se acostumbró a la persecución, la conducción brusca y


vida dura; en la ciudad, a beber vino y hacer versos.

El desierto a partir de este momento se convirtió en la escuela al aire libre en

que los jóvenes príncipes reales de la dinastía adquirieron varonil

virtudes y árabe puro - sin adulterar con arameismos

- y, de paso, escapó de las plagas recurrentes de la ciudad. Ese

el califa había tenido en mente el nombramiento de su hijo para

algún tiempo puede inferirse de su envío tan pronto como

123

Siria

669 contra Constantinopla, donde el éxito de Yazid sirvió para

disipar cualquier duda que los puritanos pudieran haber entretenido

con respecto a sus calificaciones. Y ahora Muawiyah, después

estando seguro de la capital, convocaron diputaciones de la

provincias y les quitó el juramento de lealtad a su

hijo favorito. Los iraquíes poco comprensivos fueron engatusados, coaccionados

o sobornado.
Este golpe maestro fue un hito en la historia islámica.

Introdujo el principio hereditario, que fue seguido

a partir de entonces por las principales dinastías musulmanas. Estableció

un precedente que permite al califa reinante proclamar como su

sucesor entre sus hijos o parientes a quienes

considerado competente y exigirle un juramento anticipatorio

de lealtad. La designación de un príncipe heredero tendía a

promover la estabilidad y la continuidad y desalentar los ambiciosos

aspirantes al trono.

A pesar de sus contribuciones incomparables a la causa de

El arabismo y el islam, Muawiyah no era el favorito de los

Historiadores árabes musulmanes. Tampoco su lugarteniente 'tiránico'

hormigas La explicación no es difícil de encontrar. La mayoría de esos

escritores eran chiítas, iraquíes o medineses y, por tanto, anti-

Omeya. Como historiadores, reflejaron el puritano

actitud que resentía el hecho de que él era el hombre que

secularizó el Islam y transformó el califato teocrático

en una soberanía temporal. Se le culpa de varios

innovaciones aborrecibles para los piadosos conservadores. El hecho


Queda que tal fue el ejemplo de energía, tolerancia y

astucia que puso ante sus sucesores que si bien muchos de los

intentaron emularlo, pocos estuvieron a punto de tener éxito.

Mientras duró el gobierno de la poderosa Muawiyah, ninguna

Alids se atrevió a disputar su autoridad en un acto abierto; pero el

La adhesión del frívolo Yazid fue una invitación a la secesión.

sión o rebelión. En respuesta a urgentes y reiterados

llamamientos de iraquíes, al-Husayn, hijo menor de Ali y

Fátima, ahora se declaró a sí mismo el califa legítimo. En el

jefe de una débil escolta de devotos seguidores y parientes,

124

La Gloria que fue Damasco

incluido su harén, al-Husayn, que hasta ahora se había resistido

las solicitaciones de sus partidarios iraquíes y vivía retirado

en Medina, partió de La Meca hacia Kufah. El gobernador,


patrullas preparadas, una de las cuales, 4000 efectivos, inter¬

aceptó a al-Husayn en Kerbela y exigió su rendición.

Él se negó y fue asesinado, al igual que su banda de 200.

día de su muerte (Muharram 10) se ha convertido en un día de

luto en el Islam chiíta. Una obra de teatro anual de la pasión retrata

su resistencia "heroica" y su trágico martirio. Su tumba en

Kerbela es considerado por los chiitas el lugar más sagrado del mundo,

una peregrinación que es más meritoria que una a La Meca.

La eliminación de al-Husayn no acabó con la lucha

para el califato. Abdullah ibn-al-Zubayr, hijo del

hombre que había disputado infructuosamente el título con Ali, era

ahora proclamado califa en Hejaz. Rápido para actuar, Yazid dis¬

remendado contra los disidentes medineses una fuerza disciplinaria

en el que sirvieron muchos cristianos sirios. Esta fuerza derrotó

ibn-al-Zubayr, quien se refugió en La Meca. Los sirios

atacó su suelo tradicionalmente inviolable, quemando la Kabah

y dividiendo en tres partes la Piedra Negra, una piedra preislámica

fetiche considerado la reliquia más sagrada del Islam. Muerte de Yazid

a finales del 683 provocó la suspensión de operaciones.


Yazid fue seguido por su hijo Muawiyah II, un débil y

juventud enfermiza cuyo reinado duró sólo tres meses. Su

sucesor fue un primo anciano, Marwan I, cuyo sur

Las tropas árabes en 684 infligieron una aplastante derrota en el

Partidarios del norte de Arabia de ibn-al-Zubayr. Este reclamante

ahora había sido proclamado califa no solo en su casa

Hejaz pero en Irak, Arabia del Sur e incluso partes de Siria.

Esta victoria puso fin a la tercera guerra civil en el Islam, pero el anti¬

El califato de ibn-al-Zubayr continuó hasta que el hijo de Marwan

y el sucesor Abd-al-Malik envió contra él su mano de hierro

general al-Hajjaj con 20.000 hombres. Por seis y medio

meses en 692 asedió La Meca, y finalmente mató a ibn-al-

Zubayr y enviando su cabeza a Damasco. Con su muerte

falleció el último campeón del Islam primitivo. Uthman

125

Siria
fue vengado. La nueva orientación política siria, laica

estaba seguro. La Meca y Medina ocuparon los asientos traseros, y el his¬

La historia de Arabia llegó a ocuparse más del efecto de la

mundo en la península y menos con el efecto de la península

en el mundo exterior. La "isla" madre se había agotado.

Abd-al-Malik se comprometió con al-Hajjaj al gobierno de

Hejaz. Esto lo mantuvo durante un par de años en el transcurso de

que pacificó no solo esa región sino Yemen y otros

partes de Arabia. En 694 fue llamado a una

tarea difícil, la de someter a Irak, un caldero hirviente de

descontento. Zubayrites y Kharijites, así como chiitas

y otros Alids, lo mantuvieron en confusión.

Tan pronto como al-Hajjaj recibió su nombramiento,

partió de Medina con una pequeña escolta montada, cruzó

el desierto por marchas forzadas y llegaron al distrito de Kufah

disfrazado y sin previo aviso. Era temprano en el amanecer, hora de

oración. Acompañado por solo doce camelleros y con

con el arco en el hombro y la espada en el costado, entró

mezquita, se quitó el pesado turbante que velaba su


rasgos severos y pronunció una oración ardiente que comenzó,

'Oh pueblo de Kufah. Estoy seguro de que veo cabezas maduras para

cortando, y en verdad soy el hombre para hacerlo '. Este ex

maestro que había tomado la espada del guerrero era tan bueno

como su palabra. Ningún cuello resultó demasiado alto para que él lo alcanzara,

ninguna cabeza demasiado fuerte para aplastar. Su tarea era establecer la

ascendiente del estado sobre todos los elementos dentro de su marco¬

trabajo - cueste lo que cueste. Esto fue lo que hizo. Vidas humanas para

Se dice que el número de 120.000 fueron sacrificados por

él; 50.000 hombres y 30.000 mujeres fueron retenidos en

prisión a su muerte. Estas cifras indudablemente exageradas

con los informes igualmente exagerados sobre su tiranía,

sed de sangre, glotonería e impiedad indican que lo que el

historiadores, en su mayoría chiítas o sunitas del abasí

régimen - nos han dejado es una caricatura más que una representación

del hombre.

Al-Hajjaj tuvo en su haber varios logros constructivos:

126
La Gloria que fue Damasco

méritos. Hizo cavar canales viejos y abrir otros nuevos. Él

construyó una nueva capital - Wasit - a medio camino entre Kufah

y Basora. Introdujo regulaciones para reformar la moneda,

impuestos y medidas. Se le atribuye, tal vez erróneamente, el

la introducción de signos ortográficos en el Corán para indicar

sonidos de vocales y para distinguir entre sonidos de apariencia similar

consonantes para evitar una lectura incorrecta de las

texto sagrado. Justificables o no, las medidas represivas que

restableció el orden en Kufah y Basrah, focos de dis¬

contenido y oposición. La autoridad estatal estaba igualmente

firmemente establecido a lo largo de la costa oriental de Arabia, incluyendo

Omán hasta ahora independiente. Su virreinato también abrazó

Persia, donde sus fuerzas prácticamente eliminaron a la mayoría

peligrosa secta jarijita e incluso penetró en la India.

Su éxito dependía del fiel apoyo de su sirio.

tropas, en quienes su confianza, como su lealtad al

Casa omeya - no conocía límites.


Durante los reinados de Abd-al-Malik (685-705) y su

cuatro hijos de la dinastía omeya en Damasco alcanzaron el

meridiano de su poder y gloria. El imperio islámico

alcanzó su mayor expansión, desde las orillas del

Atlántico y los Pirineos hasta el Indo y los confines de

China: una extensión mayor que la del imperio romano

a su altura. En ningún momento antes o después de que los árabes

controlar un territorio tan grande. Fue durante este período que

la subyugación definitiva de Transoxiana, la reconquista

y pacificación del norte de África y la adquisición del

Península Ibérica se cumplieron. A esta era también

pertenecen a la arabización de la administración estatal, la

introducción de la primera moneda puramente árabe, el desarrollo

mento de un sistema de servicio postal y la erección de tal

monumentos arquitectónicos como la Cúpula de la Roca en

Jerusalén, el santuario más sagrado del Islam después de los de

La Meca y Medina.

La separación de Siria del imperio bizantino considera¬

redujo hábilmente su comercio marítimo, pero eso significó algo


127

Siria

compensado por nuevos mercados abiertos por la adquisición

de Persia y Asia Central. Los buques comerciales surcaron el

Golfo Pérsico y Océano Índico hasta Ceilán, así como

el Mediterraneo. Abd-al-Malik fundó un astillero en

Túnez, mientras que su hijo Hisham transfirió la principal armada

yarda de Acre a Tiro. El comercio, especialmente por tierra,

floreció, al igual que la agricultura siria, a pesar de la codicia de

el tesoro. La prosperidad se extendió.

Fue bajo Abd-al-Malik que las hostilidades con el

Se renovaron los bizantinos. Mientras ibn-al-Zubayr estaba con¬

probando el califato, Abd-al-Malik rindió homenaje a la

'tirano de los romanos' y para sus aliados cristianos el

Mardaitcs, un oscuro pueblo de las tierras altas que se había extendido


desde los rangos de Tauro y Amanus hasta las fortalezas de

Líbano y ocupó sus principales puntos estratégicos hasta

Palestina. El monte Líbano debe haber sido entonces muy

escasamente poblada y densamente arbolada; solo la parte

limítrofe con la llanura marítima estaba bastante poblada. Alrededor

estos mardaítas como núcleo, fugitivos y descontentos

reunido. En el norte del Líbano se fusionaron con el

Maronitas. Proporcionaron exploradores y tropas irregulares para

bizantinos y constituía una espina en el costado del

Árabes, para quienes la guerra en las montañas nunca fue agradable.

Al igual que su predecesor Muawiyah I, Abd-al-Malik lo encontró

conveniente comprarlos en lugar de sufrir sus merodeadores

o desviar su fuerza militar de la conquista en el extranjero para

vigilancia de Siria. Con sus enemigos internos así sobornados para permanecer

tranquilo, pudo reanudar los ataques periódicos contra los griegos

de Asia Menor y derrótalos en batalla. Los maronitas

ellos mismos en 694 derrotaron a un ejército bizantino que intentó

para poner fin a su autonomía. Armenia, que había sido invadida

mientras Muawiyah era gobernador de Siria pero había tomado

ventaja de la debacle de ibn-al-Zubayr para rebelarse, fue de nuevo

reducido bajo Abd-al-Malik.


También el norte de África tuvo que ser reconquistada en este momento.

Se puso fin tanto a la resistencia bereber como a la autoridad bizantina

128

La Gloria que fue Damasco

en una serie de campañas terrestres con apoyo naval. Debajo

Musa ibn-Nusayr, hijo de un cristiano sirio capturado por

Jalid ibn-al-Walid, se divorció de Egipto y se hizo

una provincia separada mantenida directamente bajo el califa en Damas¬

cus. Musa extendió sus límites hacia el oeste hasta

Tánger y trajo a los bereberes permanentemente al redil

del Islam y en el avance de los ejércitos musulmanes. El sub¬

jugada del norte de África hasta el Atlántico abrió el

camino para la conquista de España en reinados posteriores.

Bajo Abd-al-Malik, la administración de la expansión


el imperio se fortaleció. El árabe comenzó a reemplazar al griego

y persa como idioma oficial del gobierno

oficinas. Así, en la prima de un milenio, tres escritos

lenguas se sucedieron en Siria: arameo, griego

y árabe. Con el cambio de idioma fue un cambio

en acuñación. Al principio, la acuñación bizantina encontró corriente en

Siria en el momento de la conquista no fue perturbada. próximo

ocasionales sobrescripciones coránicas estaban estampadas en el

monedas Se acuñaron varias piezas de oro y plata

imitación de tipos bizantinos y persas, y algo de cobre

Se publicaron piezas en las que el retrato del rey sosteniendo

una cruz fue reemplazada por la del califa blandiendo una

espada. Pero no fue hasta 695, bajo Abd-al-Malik, que

se acuñaron los primeros dinares y dirhems puramente árabes.

Fue este califa, además, quien desarrolló una regularidad

servicio postal diseñado principalmente para satisfacer las necesidades de

funcionarios gubernamentales y su correspondencia. En esto

construyó sobre los cimientos puestos por su gran predecesor

Muawiyah I. Abd-al-Malik promovió el servicio a través de

un sistema bien organizado que une las diversas partes


de su vasto imperio. Con este fin se realizaron relevos de caballos

utilizado entre Damasco y las capitales de provincia. Publicar¬

Se instalaron maestros, encargados, entre otras tareas, de la

tarea de mantener informado al califa sobre todos los acontecimientos importantes

en sus respectivos territorios.

Otros cambios en este período involucraron impuestos y

129

Siria

asuntos. En teoría, el único impuesto que recae sobre un musulmán,

no importa cuál sea su nacionalidad, ¿fue el impuesto a las limosnas,

pero en la práctica sólo los musulmanes de origen árabe suelen

disfruté de este privilegio. Aprovechando la teoría,

nuevos conversos al Islam, particularmente de Irak, comenzaron bajo

que los omeyas abandonen sus granjas y pueblos y se dirijan

para las ciudades con la esperanza de alistarse en el ejército árabe.


Desde el punto de vista del tesoro, el movimiento con¬

supuso una pérdida doble, ya que en el momento de la conversión los impuestos se

posiblemente reducido y al unirse al ejército un subsidio especial

fue debido. Como medida de reparación, al-Hajjaj ordenó tal

hombres restaurados a sus granjas y reimpuestos el alto tributo

pagado originalmente, el equivalente al impuesto predial y al impuesto de capitación.

Esta política restauró los ingresos pero provocó

resentimiento entre los conversos.

Abd-al-Malik fue sucedido por su hijo al-Walid I (705-

715). El nuevo califa resolvió poner fin al descaro

de los mardaítas, y puso a su hermano Maslamah a cargo

de una operación punitiva. Maslamah atacó el problema¬

algunas personas en su propia sede y demolieron sus

capital. Algunos perecieron, otros emigraron a Anatolia y

de los que quedaron, algunos se unieron al ejército sirio y

luchó bajo la bandera del Islam.

Fueron los generales de al-Hajjaj quienes provocaron la

reducción final de las regiones ahora llamadas Turquestán, Afganistán¬

Stan, Baluchistán y Punjab. Qutaybah ibn-Muslim,


gobernador de Khurasan bajo el virrey, dentro de una década

después de su nombramiento en 704 redujo Balkh, Bukhara y

Samarcanda y el dominio musulmán nominal extendido hasta el

Jaxartes. Mientras tanto, una columna de 6000 soldados sirios

Sind reducido (el valle inferior y delta del Indo) y

en 713 tomó Multan en el sur de Punjab y alcanzó

al pie de la cordillera del Himalaya. Multan era la sede de un

gran santuario budista del que se sacó un enorme saqueo

asegurado. Se convirtió en la capital de la India árabe y el exterior

puesto del Islam allí.

130

La Gloria que fue Damasco

En el extremo opuesto del imperio, un árabe-bereber

El ejército cruzó el Estrecho de Gibraltar en 710 en una incursión para

saquear. Animado por su éxito y por los problemas dinásticos


en el reino visigodo de España, Musa ibn-Nusayr en

711 envió a su liberto Tariq con 7000 hombres, la mayoría de

que eran, como él, bereberes. Conocieron a 25.000 visigodos

y - ayudado por la traición de nobles descontentos - derrotado

ellos. Esto resultó ser una victoria decisiva. La marcha

de armas musulmanas en toda la península continuó un¬

comprobado. Tariq con el grueso del ejército se dirigió hacia

la capital Toledo. En su camino envió destacamentos contra

pueblos vecinos. Sevilla, una ciudad fuertemente fortificada, fue

pasado por alto. Córdoba, futura capital resplandeciente de los musulmanes

España, cayó por traición. Málaga no ofreció resistencia.

Toledo fue traicionado por residentes judíos. En menos de seis

meses, el asaltante bereber se encontró dueño de la mitad de

España.

A Musa no le agradaba la idea de tener todo el honor

y el botín para su lugarteniente. Llegó a España en 712

con un ejército de 10.000 árabes y sirios, atacando el

ciudades evitadas por Tariq. Cerca de Toledo se encontró con

su ex esclavo, a quien azotó y encadenó por negarse

obedecer una orden de suspensión al principio de la 4a campaña. El triunfal


Entonces se reanudó la marcha. Pronto Zaragoza en el norte fue

alcanzado y ocupado. La sierra de Aragón, León y

Galicia habría venido después de no ser por un pedido de al-

Walid en la lejana Damasco. El califa cargó a su virrey

con el mismo delito por el que el virrey había sancionado

su subordinado - actuando independientemente de su superior.

Musa dejó a su hijo al mando y se dirigió lentamente

por tierra hacia Siria. Su séquito principesco comprendía,

además de su personal, 400 de la realeza y aristocracia visigoda,

con sus coronas y ceñidos con cinturones de oro, siguieron

por un largo séquito de esclavos y cautivos cargados de tesoros

de botín. El paso triunfal por el norte de África y

el sur de Siria fue ensalzado por los cronistas árabes. En Tiberias

131

Siria
Musa recibió órdenes de Sulayman, hermano y heredero de

califa enfermo, para retrasar su llegada a la capital para que

podría sincronizarse con su acceso al trono c.alifal.

Evidentemente, Musa ignoró las órdenes. En febrero de 715

hizo su impresionante entrada en Damasco y fue recibido

por el califa con gran dignidad y pompa en el patio

de la recién construida y magníficamente construida Mezquita Omeya,

contiguo al palacio califal. Si un solo episodio puede

ejemplifican el cenit de la gloria omeya, es este memorable

día en que se exhibió tal botín y tales números

de príncipes occidentales y cautivos europeos rubios fueron

visto ofreciendo homenaje al comandante de los creyentes.

Sin embargo, Sulayman disciplinó a Musa y humilló

él. Después de hacerlo estar de pie hasta que se agota al sol,

lo destituyó de su cargo y confiscó sus bienes.

Musa corrió la misma suerte que muchos generales exitosos y

administrador en el Islam se reunió. El conquistador de África y

España fue la última vez que se escuchó mendigar por sustento en un lugar remoto

pueblo de Hejaz.

España se incorporó ahora al imperio sirio.


Los sucesores de Musa continuaron el trabajo de redondear el

territorio conquistado en el este y norte. Media docena

años después del desembarco de las primeras tropas árabes en España

suelo, sus sucesores se pararon frente a los imponentes y poderosos

Pirineos. Tal conquista aparentemente sin precedentes

no hubiera sido posible sino por debilidad interna y dis¬

sension. La población del país era española-

Romano; los gobernantes eran visigodos teutónicos (godos occidentales)

que había ocupado la tierra a principios del siglo quinto.

Gobernaban como monarcas absolutos, a menudo despóticos. Durante años

profesaban el cristianismo arriano y no adoptaban

El catolicismo, denominación de sus súbditos, hasta la

última parte del siglo siguiente. El estrato más bajo de

la sociedad estaba sometida a servidumbre y esclavitud y, con el

judíos perseguidos, contribuyó a la facilidad con la que los

se logró la conquista.

132
La Gloria que fue Damasco

Al-Walid había presionado la ofensiva contra Bizancio,

tomar Tyana, la fortaleza más fuerte de Capadocia, y

preparando una gran expedición contra la propia Constantinopla.

Tan pronto como Sulayman (715-717) sucedió a su hermano

que se comprometió a acelerar la salida de esta expedición

ción bajo Maslamah, apoyado por una flota. Constantinopla

fue bloqueado por tierra y mar a finales del verano de 716.

De todos los ataques árabes a la capital, éste fue sin duda alguna

el más amenazador y el mejor registrado. Los sitiadores

usó nafta y artillería de asedio. Pero el emperador defensor,

Leo el Isauriano, era un soldado capaz y vigoroso de

humilde origen sirio de Marash. Probablemente nació

un súbdito del califa y sabía árabe tan perfectamente como

Griego. Mientras que los sitiados estaban en apuros, los sitiadores

fueron igualmente acosados. Pestilencia, fuego griego, escasez de

provisiones y ataques de los búlgaros causaron estragos entre

ellos. Los rigores de un invierno inusualmente severo agregaron

su parte. Sin embargo, Maslamah persistió obstinadamente. Ninguno


tales penurias ni la muerte del califa parecían disuadir

él. Pero la orden del nuevo califa, Umar ibn-Abd-al-

Aziz (717-720), tenía que prestar atención. El ejército se retiró en un

estado lamentable. La flota, o lo que quedaba de ella, naufragó

por una tempestad en su camino de regreso. El emperador nacido en Siria

fue aclamado como el salvador de la Europa cristiana de los musulmanes

Árabes.

El nuevo califa, Umar II, fue en varios aspectos único

entre los omeyas. Su piedad, frugalidad y sencillez

contrastaba agudamente con la lujosa mundanidad de su

primos. Su ideal era seguir los pasos de su

abuelo materno, el segundo califa ortodoxo, cuyo

tocayo era. Durante su breve reinado los teólogos

tuvo su día. De ahí la santa reputación que adquirió en

Historia musulmana. Umar abolió la práctica introducida

por Muawiyah de maldecir a Ali desde el púlpito en el viernes

oraciones. Introdujo reformas fiscales que fracasaron

supervivencia porque redujeron los ingresos recaudados de

i33
Siria

convertidos, ya que los bereberes, persas y otros acudieron al Islam

por los privilegios pecuniarios acumulados. Su poco mundano

pero una promulgación bien intencionada, sin embargo sustancialmente

contribuido al tratamiento como iguales de los árabes y

musulmanes no árabes y la fusión definitiva de los hijos de '

conquistadores y conquistados.

Yazid II (720-724), hijo de Abd-al-Malik, era un

inadaptado frívolo que pasaba la mayor parte de su tiempo con sus dos

chicas cantantes favoritas. Cuando uno de ellos se atragantó con un

uva que él había arrojado juguetonamente a su boca, la

El joven califa apasionado se preocupó hasta la muerte. Él era

sucedido por otro hermano, Hisham (724-743),

justamente considerado por los historiadores árabes el último estadista de

la casa de Umayyah. Los gobernadores de Hisham tuvieron que volver

conquistar el territorio de Asia Central invadido por Qutaybah,


extendiendo su dominio como para Kashgar. Esta ciudad constituida

el límite de la expansión árabe hacia el este. El ejército omeya

fue modelado en el bizantino, y en traje y armadura

el guerrero árabe era difícil de distinguir de su griego

contrapartida. La caballería usaba monturas lisas y redondeadas como

los que todavía están de moda en Oriente Próximo. La pesada

la artillería comprendía balista, mangonel y ariete.

Estos motores pesados, junto con el equipaje, fueron transportados

portado en camellos detrás del ejército.

Los árabes y bereberes en España habían comenzado a cruzar el

Pirineos para asaltar los conventos e iglesias de Francia, con

éxito variable. Narbona había sido capturada en 720 y

más tarde se convirtió en una enorme ciudadela con un arsenal, pero

un asalto a Toulouse en 721 fracasó. En 732 una escala completa

La invasión comenzó con una victoria sobre el duque de

Aquitania y el asalto de Burdeos. Entre Tours

y Poitiers los franceses bajo Charles Martel se volvieron

los invasores en lo que resultó ser el punto más alto de

Conquista musulmana en Europa occidental. A pesar de este conjunto¬

Atrás, continuaron las incursiones árabes en otras direcciones. En 734


Aviñón fue capturado; nueve años después, Lyon fue saqueada.

134

La Gloria que fue Damasco

Estas fueron las últimas adhesiones realizadas bajo los omeyas

califas.

En 732, cuando se controló la expansión árabe en el Loira

apenas un siglo después de la muerte de Mahoma, los omeyas

los califas gobernaron un imperio que se extendía desde el golfo de Vizcaya

al Indo y los confines de China y desde el Aral

Mar a las cataratas del Nilo. La capital de este enorme

El dominio era Damasco, la ciudad viva más antigua, engastada como una perla

en un cinturón esmeralda de jardines regados por arroyos alimentados por la nieve.

La ciudad dominaba una llanura que se extendía hacia el suroeste hasta

ese venerable patriarca del Líbano, el monte Hermón,

llamado por los árabes al-Jabal al-Shaykh (el canoso


pico), por su turbante de nieves perpetuas. En el

centro de la ciudad se encontraba la Mezquita Omeya, una joya de

arquitectura que aún atrae a los amantes de la belleza. Cercano

yacía el palacio de cúpula verde donde el califa celebró su ceremonia formal

público, flanqueado por sus familiares, con cortesanos, poetas y

los peticionarios iban detrás.

La vida de Galifal en Damasco fue completamente regia en contraste

con el de Medina, que había sido en general simple

y patriarcal. Relaciones con los califas omeyas

comenzó a ser regulado por protocolo. Ropa ceremonial con

el nombre del califa y frases religiosas bordadas

en sus fronteras entró en uso. Las tardes del califa

fueron apartados para el entretenimiento y las relaciones sociales.

Muawiyah Disfruté escuchando cuentos y bebiendo rosas

sorbete, pero sus sucesores prefirieron bebidas más fuertes y

diversiones más animadas. Yazid I y el sucesor de Hisham, al-

Walicl II eran borrachos confirmados, y los frívolos

ya se han observado desviaciones de Yazid II. Perverso

Las fiestas se celebraban en los palacios del desierto, lejos de censurar

ojos. Varios califas y cortesanos se comprometieron con más inocentes


pasatiempos como la caza, los cubos y las carreras de caballos. Polo

fue introducido desde Persia probablemente hacia el final de la

Período omeya. Las peleas de gallos no eran infrecuentes. los

La persecución siempre fue popular, al principio con los perros saluki, luego

135

Siria

con guepardos. Al-Walid I fue uno de los primeros califas en

instituir y patrocinar carreras públicas de caballos.

El harén de la casa califal aparentemente disfrutaba

una medida relativamente grande de libertad. Ellos indudablemente

aparecía velado en público, siendo el velo un antiguo semita

costumbre sancionada por el Corán. El sistema del harén, con


su auxiliar concomitante de los eunucos, no fue plenamente instituido

hasta después de la muerte de Hisham.

La ciudad de Damasco no puede haber cambiado mucho en

carácter y tono de vida desde sus días omeyas. Entonces como

ahora, en sus estrechas calles cubiertas el Damasceno con su

pantalones holgados, turbante pesado y zapatos rojos de punta frotados

hombros con el beduino bronceado por el sol en su vestido suelto

coronado por un chal en la cabeza rodeado por una banda. Unos pocos

mujeres, todas con velo, cruzaban las calles; otros robaron vislumbres

a través de las ventanas enrejadas de sus casas con vistas al

bazares y plazas públicas. No habia ni derecha ni izquierda

regla de paso, ninguna parte del paso reservada a los jinetes o

peatones. En medio de la multitud confusa, un aristócrata podría

ser visto a caballo envuelto en una túnica de seda y armado con

Una espada. Los gritos de los vendedores de sorbetes y los dulces.

los vendedores de carne competían con el incesante vagabundeo de los transeúntes.

por y de burros y camellos cargados con los variados productos

del desierto y del pueblo. Toda la atmósfera de la ciudad era

cargada de todo tipo de olores. La exigencia de ojo, oído

y la nariz debe haber sido abrumadora.


Como en Homs, Alepo y otras ciudades, vivían los árabes

en cuartos separados de los suyos de acuerdo con su tribu

afiliaciones. La puerta de la casa generalmente se abría desde el

calle a un patio en el que un naranjo o cidro

floreció junto a una gran cuenca con un chorro que emite

intermitentemente un aerosol similar a un velo. Fueron los Omeyas quienes,

para su gloria eterna, suministró a Damasco un sistema de agua

insuperable en su día y aún en funcionamiento. El lujoso

jardines fuera de Damasco, al-Ghutah, deben su propio

existencia al río Barada, que corre desde el norte

136

La Gloria que fue Damasco

para arrojar borlas de arroyos plateados a través de la llanura. Sus canales

difundir frescura y fertilidad por toda la ciudad. Sobre

sesenta baños públicos restantes, algunos con mosaicos y


azulejos decorados, dan testimonio de la riqueza y distribución de sus

suministro de agua.

137

VIDA BAJO LOS UMAYYADS

La población del imperio omeya se dividió en

cuatro clases sociales. En la cima estaban los musulmanes gobernantes,

encabezada por la familia califal y la aristocracia de Arabia

conquistadores. Pocos árabes estaban interesados en la agricultura,

por lo que los recién llegados se congregaron principalmente en las ciudades. Líbano

fue naturalmente evitado. La montaña no parece

han recibido una afluencia de árabes hasta el noveno y sucesivo

siglos pasados. En otros lugares con suelo fértil y primavera

agua, sin embargo, algunos sin duda establecieron la agricultura

pueblos en sitios de fácil defensa. En Siria, como en otros lugares,


siguió siendo una pequeña minoría; pero rasgos tribales árabes como

como solidaridad familiar, exaltación de la destreza individual, hospitalidad

talidad y énfasis en el toque personal en todas las relaciones humanas

ciones se extendieron a otros pueblos y todavía son manifiestas y altamente

apreciado en toda Siria.

La concentración árabe en las ciudades fue tan marcada que

El árabe en la época de Hisham se había convertido en el idioma urbano.

Mientras la gente del campo llegaba a estas ciudades para vender sus productos

o practicar su oficio, adquirieron la nueva lengua con¬

necesariamente abandonando el viejo. La inteligencia indígena

Los lectores también encontraron conveniente adquirir árabe para

para calificar para puestos gubernamentales.

A continuación, debajo de los musulmanes árabes estaban los neo-musulmanes.

Eran sirios nativos que, por convicción o cálculo

habían profesado el Islam y, por lo tanto, en teoría, aunque

no en la práctica, admitido a los plenos derechos de ciudadano islámico¬

Embarcacion. Estos conversos generalmente se apegaban a sí mismos como clientes

a alguna tribu árabe y se convirtieron en miembros de la misma. Estas

neófitos formados a. estrato inferior de la sociedad musulmana, un


estatus que les molestaba amargamente. Algunos de ellos expresaron

138

La vida bajo los omeyas

su insatisfacción al abrazar al chiíta disidente o al

Kharijitc, mientras que otros se convirtieron en fanáticos exponentes de

Islam ortodoxo militante. Otros conversos fueron naturalmente

los primeros miembros de la sociedad musulmana en dedicarlos¬

a los estudios eruditos ya las bellas artes. Ellos mediaron

sus viejas tradiciones y cultura a sus nuevos correligionarios.

Como demostraron su superioridad en el intelectual

campo, comenzaron a disputar con ellos el liderazgo político.

Y cuando se casaron con ellos diluyeron el árabe

stock y, en última instancia, hizo que el término árabe se aplicara a todos

Musulmanes de habla árabe independientemente de su origen étnico.

Damasco y otras ciudades pueden llegar a finales de los omeyas


época han presentado el aspecto de las ciudades musulmanas, pero el otro

lugares, más particularmente las regiones montañosas, conservados

sus características nativas y patrón de cultura antigua. los

número de habitantes del campo que aceptaron fácilmente el nuevo

La fe debe haber sido menor que la de aquellos que aceptaron el nuevo

lengua, principalmente porque los califas omeyas, con el

excepción del piadoso Umar II, no favoreció la conversión,

especialmente entre los propietarios de tierras cultivables. El total

número de musulmanes en Siria alrededor de 732 no podría haber

superó 200.000 de una población estimada de 3.500.000.

La tercera clase estaba formada por miembros de sectas toleradas.

que profesaban religiones reveladas: cristianos, judíos y

Sabianos - con quienes los musulmanes habían entrado en una

relación de pacto. Se otorgó el estado tolerado

a cristianos y judíos por el propio Muhammad y fue

concedido a los sabianos (y los pseudo-sabianos de Harran)

bajo el supuesto de que eran monoteístas. Fue mas tarde

extendido a los zoroastrianos adoradores del fuego, los paganos

Bereberes y otros. En Arabia propiamente dicha, sin embargo, debido a

una declaración atribuida a Mahoma, ningún no musulmán fue


tolerado excepto la pequeña comunidad judía en Yemen.

Este reconocimiento de sectas toleradas se basaba en dis¬

armando a sus devotos y exigiéndoles tributo en

volver por protección musulmana. No ser miembros de la

139

Siria

comunidad religiosa dominante tenían una posición inferior

social y políticamente. En materia civil y penal

procedimiento judicial fueron dejados bajo su propio

cabezas a menos que un musulmán estuviera involucrado. La ley musulmana era

considerado demasiado sagrado para ser aplicable a los no musulmanes.

En Siria, los cristianos y los judíos fueron generalmente bien tratados

hasta el reinado de Umar II, el primer califa en imponer

restricciones humillantes sobre ellos. Emitió reglamentos

excluir a los cristianos de los cargos públicos, prohibiendo su


vistiendo turbantes y pidiéndoles que se corten el copete,

Ponte ropa distintiva con fajas de cuero, cabalga sin

monturas, no erigir lugares de culto y rezar en

voces. La pena por el asesinato de un cristiano por un musulmán,

decretó además, era sólo una multa, y el testimonio de un cristiano

El dinero contra un musulmán no era aceptable en los tribunales. Eso

Se puede suponer que dicha legislación se promulgó en respuesta

a la demanda popular. En administración, comercio e industria

los musulmanes árabes, todavía predominantemente analfabetos, podían

no ofrecer competencia a los cristianos indígenas. Los judios,

que eran menos que cristianos y a menudo tenían trabajos más malos,

evidentemente fueron incluidos bajo algunas de estas restricciones y

excluidos de los puestos gubernamentales.

En la parte inferior de la escala social estaban los esclavos.

La esclavitud, una antigua institución semita, fue aceptada por

Islam pero modificado por la legislación para mejorar la condición

del esclavo. La ley canónica prohibía a un musulmán esclavizar a un co¬

religionista, pero no garantizaba la libertad a un esclavo extranjero

sobre la adopción del Islam. En el Islam temprano, los esclavos fueron reclutados

por compra, secuestro, allanamiento y de personas sin rescate


prisioneros de guerra, incluidos mujeres y niños. Pronto el

la trata de esclavos se volvió dinámica y lucrativa en todas las tierras musulmanas.

África oriental y central suministró esclavos negros, Turkestán

los amarillos, el Cercano Oriente y el sudeste de Europa blancos

unos. La institución se perpetuaba a sí misma, ya que la mayoría de los niños

de las madres esclavas también eran esclavas. Solo los hijos nacen

a su amo por una concubina esclava fueron considerados libres por

140

La vida bajo los omeyas

correcto, pero la liberación de un esclavo siempre se ha buscado

sobre como digno de alabanza.

En el proceso de crisol que resultó en la amal¬

gamación de árabes y no árabes, esclavos, sin duda,

jugó un papel importante. Esto era cierto de la realeza como

así como la comunidad, para las madres de los últimos tres


Los califas omeyas eran esclavos. Yazid III era el hijo de

al-Walid I y una princesa persa capturada, pero su hermano

Ibrahim era hijo de una oscura concubina, tal vez una

Griego. La madre del sucesor de Ibrahim, Marwan II,

era un esclavo kurdo. Según un informe, ella ya estaba

embarazada de Marwan cuando su padre la adquirió, lo que

haría que el último omeya no fuera un omeya en absoluto.

Cuando sirios, iraquíes, persas, coptos y bereberes se unieron

el carro de la banda del Islam y se casó con árabes,

se cerró la brecha entre árabes y no árabes.

El seguidor de Mahoma, no importa cuál sea su original

la nacionalidad podría haber sido, ahora adoptaría el árabe

lengua y pasar por árabe. Los propios árabes

no trajo ciencia, ni arte, ni tradición de aprendizaje, ni

herencia de la cultura del desierto. El religioso y

Los elementos lingüísticos fueron los únicos dos elementos culturales novedosos.

ellos introducieron. En todo lo demás se encontraron

dependiente de sus súbditos. En Siria y otros países

tierras conquistadas se sentaron como alumnos a los pies de los conquistados.

Lo que Grecia fue para los romanos, Siria lo fue para los árabes.
Cuando, por tanto, hablamos de medicina o filosofía árabe

o matemáticas, lo que queremos decir es el aprendizaje que fue adquirido

santificados en libros árabes escritos por hombres que fueron ellos¬

sí mismos sirios, persas, iraquíes, egipcios o árabes -

Cristianos, judíos o musulmanes, y quienes dibujaron su material

de fuentes griegas, arameas, persas y otras.

La vida intelectual en el período omeya no estaba en un

nivel alto. De hecho, todo el período fue de incubación.

La frecuencia de sus guerras civiles y extranjeras y la in¬

la estabilidad de sus condiciones económicas y sociales militó

Yo 4 yo

Siria

contra la posibilidad de un alto logro intelectual. Pero

en él se sembraron las semillas para que florecieran plenamente en el

Califato abasí. El estudio de la gramática árabe fue uno


de las primeras disciplinas cultivadas en este período. Era necesario

sitiada por las necesidades lingüísticas de los neomusulmanes deseosos de aprender

el Corán, ocupar cargos gubernamentales y seguir adelante con

la clase conquistadora. La gramática árabe pasó por un programa

proceso de desarrollo lento y prolongado y lleva marcas sorprendentes de

la influencia de la lógica griega y la lingüística sánscrita.

Surgieron las ciencias gemelas de la lexicografía y la filología

como resultado del estudio del Corán y la necesidad de

exponiéndolo. Lo mismo ocurre con los más característicos

Actividad literaria musulmana, ciencia de la tradición (haditli).

El Corán y la tradición son la base de la teología

y jurisprudencia, ambas basadas en la ley islámica. Derecho romano

también se adaptó y aplicó a transacciones contractuales y

monopolios estatales como la moneda, los sellos oficiales y el papiro

para documentos. Los árabes siguieron el precedente bizantino

al considerar que es deber del Estado proteger a sus ciudadanos contra

falsificación, contrabando y otros abusos relacionados

con estos productos, y en la administración de castigos severos¬

mentos. Pero no conocemos ningún libro sobre derecho romano traducido

al árabe.
Los jueces del período IJmayyad solían ser nombrados

señalado por los gobernadores provinciales de entre los eruditos aprendidos

en el Corán y la tradición islámica. Su jurisdicción era

limitado a ciudadanos musulmanes; a los no musulmanes se les permitía auto¬

nomía bajo sus propias cabezas religiosas, especialmente en

asuntos relacionados con el matrimonio, el divorcio y la herencia. Be¬

lados que juzgaban los casos que estos funcionarios administraban fundamentos piadosos

daciones (waqfs) y la propiedad de imbéciles y huérfanos.

La escritura de la historia se desarrolló a partir del interés en la tradición islámica

ción, y por lo tanto fue una de las primeras disciplinas cultivadas

por musulmanes árabes. Los estímulos para la investigación histórica fueron

proporcionado por el interés de los creyentes en coleccionar viejos

historias sobre Mahoma y sus compañeros, la necesidad

142

La vida bajo los omeyas


de averiguar la relación genealógica de cada musulmán

Árabe con el fin de determinar la cantidad de estipendio estatal para

ser recibido y el deseo de los primeros califas de escanear el

procedimientos de reyes y gobernantes ante ellos.

Hablar en público en sus variadas formas logradas en el

Alturas de la época omeya insuperables en tiempos posteriores. Era

empleados para sermones, exhortaciones militares y para

direcciones patrióticas. Las feroces oraciones de al-Hajjaj son

entre los principales tesoros literarios de la época. Temprano

La correspondencia oficial debe haber sido breve, concisa y

al punto. No fue hasta los días de los últimos omeyas

que se introdujo el estilo florido. Es recargado, excesivamente

la fraseología educada traiciona los patrones persas. Literario persa

La influencia también se puede detectar en los muchos dichos sabios tempranos

y proverbios.

El arduo período de conquista y expansión había

no produjo poeta en una nación que tenía una larga tradición de

poesía. Pero con la adhesión de los omeyas mundanos,


los poetas prosperaron. Verso satírico, letras de amor, odas en alabanza de

vino, panegíricos exagerados, rimas políticas, antologías de

se produjeron poesía preislámica y otras producciones

en grandes cantidades, pero la calidad se mantuvo alta. El cierre¬

de la poesía omeya al Islam y a la poesía preislámica

lo dotó de pureza de estilo, fuerza de expresión y

dignidad natural que la elevó a la posición de modelo de

generaciones venideras. Sus técnicas y motivos marcan la

patrón y proporcionó el molde en el que el árabe

Desde entonces, el sentimiento y la composición individuales del poeta han sido moldeados.

Su incapacidad desde entonces para disociarse de su

herencia y crear obras maestras originales ha sido evidente.

La ciencia árabe se basó en la griega y tuvo su comienzo

con medicina. El respeto musulmán por la ciencia médica se repite

en una tradición atribuida a Mahoma: c La ciencia es doble:

lo que se relaciona con la religión y lo que se relaciona con la

cuerpo'. Se tradujeron tratados médicos y otras obras

del griego, el siríaco y el copto al árabe, y la segregación

143
Siria

de personas que padecen lepra, ceguera y otras enfermedades crónicas

se instituyeron enfermedades y se brindó un tratamiento especial.

Se dice que Umar II ha transferido las escuelas de medicina

desde Alejandría, donde floreció la tradición griega, hasta

Antioquía y Harran.

El período omeya también vio el comienzo de varios

movimientos de carácter religioso y filosófico. Theo¬

especulación lógica provocada por los contactos con el cristianismo

condujo a la escuela racionalista mutazilita, mientras que la reacción contra

la dura predestinación del Islam motivó a los Qadaritas

doctrina del libre albedrío. Muawiyah II y Yazid III suscritos

a la doctrina Qadarite. Principal entre los pro¬

tagonistas que indujo estas especulaciones fue San Juan de

Damasco (675-alrededor de 749), un sirio que escribió en griego

pero sin duda habla arameo en casa y también sabía árabe.


Fue un compañero de bendición de la corte y un gobierno

consejero antes de retirarse a una vida de ascetismo y devoción.

Además de debatir teología con musulmanes, escribió diálogos

que enfatizan la divinidad de Cristo y la libertad de

voluntad humana. Defendió el uso de imágenes y rituales y

compuso muchos himnos. Como teólogo, orador, apologista,

polemista y padre del arte y la música bizantinos, San Juan

se destaca como adorno de la iglesia bajo el califato.

Otros movimientos que debilitaron al musulmán universal

ortodoxia incluía a los tolerantes murjiitas, que suspendieron

juicio de los pecadores y tendía a justificar el secularismo de

los califas omeyas y los intolerantes jarijitas, que

destinado a mantener los principios democráticos primitivos de

Islam puritano. En pos de su objetivo, los jarijitas

causó que fluyeran ríos de sangre en los primeros tres siglos de

Islam. Se opusieron a la prerrogativa conferida al

Quraysh que el califa debería ser uno de ellos,

Prohibió el culto a los santos con sus peregrinaciones locales concomitantes.

y fraternidades sufíes prohibidas.


Más importantes que todos estos eran los chiítas, partisanos

de Ali y sus descendientes. La visión sunita ortodoxa

144

La vida bajo los omeyas

considera al califa la cabeza secular de la comunidad musulmana

comunidad, el lder de los creyentes y el protector de la

fe, pero no le confiere autoridad espiritual. En oposición

que el punto de vista chiíta limita al imamato a la

familia de Ali y hace que el imán no sólo sea el único legítimo

líder de la sociedad musulmana, sino también espiritual y religiosa

líder cuya autoridad se deriva de una ordenanza divina.

Los chiítas extremistas llegaron a considerar al imán como el

encarnación de la deidad. El chiismo germinó con mayor éxito¬

plenamente en Irak, pero Siria y el Líbano todavía contienen casi un

un cuarto de millón, fragmentado en varias sectas menores y


heterodoxias. Como un imán, el shiismo atrae a todos

clase de inconformistas y descontentos: económicos, sociales,

político y religioso.

Tan pronto como desapareció el asombro inspirado por el Islam,

cantantes y músicos profesionales masculinos y femeninos

para hacer su aparición. En la Meca de la era omeya y,

más particularmente, Medina se convirtió en un vivero de canciones y un

conservatorio de música. Atrajeron a artistas talentosos de

exterior y suministró a la corte de Damasco un

flujo creciente de talento. El segundo califa omeya,

Yazid I, él mismo un compositor, introdujo el canto y la música

instrumentos en la cancha. Otros omeyas, excepto los

austero y puritano Umar II - hizo lo mismo. Tan amplio¬

difusión fue el cultivo del arte musical bajo los omeyas

que proporcionó a sus rivales, el partido abasí, un

argumento efectivo en su propaganda dirigida a comprender

minando la casa de los 'usurpadores impíos'.

La hostilidad musulmana hacia el arte representativo no

manifestarse en tiempos omeyas. Los califas tenían a Christian


pintores decoran sus palacios con frescos murales y

mosaicos que combinan nabateo, sirio, bizantino y

Motivos sasánidas. Representan enemigos reales de los árabes,

escenas de caza, bailarines desnudos, músicos y juerguistas.

Las franjas del desierto sirio, especialmente en su sur

parte, están sembradas de restos de palacios y pabellones de caza

145

Siria

erigido por arquitectos omeyas en bizantino y

Patrones persas o restaurados por ellos. Algunos sin duda fueron

fortalezas originalmente romanas. Muchas residencias califales

evidentemente tenía jardines amurallados en los que se mantenía la caza salvaje

para la caza.

Durante todo medio siglo después de la conquista de Siria.

Los musulmanes adoraban en iglesias convertidas y no erigieron


mezquitas especiales. En Damasco no dividieron la iglesia

sí mismo, como dice la tradición, sino el recinto sagrado. Todos

Los adoradores de Damasco entraron por la misma puerta;

los cristianos giraron a la izquierda y los musulmanes a la derecha. los

mezquitas principales de Hamah, Homs y Alepo fueron

lugares de culto originalmente cristianos. Primero entre los

mezquitas construidas en Siria fue la Cúpula de la Roca en Jeru¬

salem, erigido en 691 por Abd-al-Malik. Su propósito puede

han sido desviar la corriente de peregrinaje sirio de

La Meca, luego en manos de un anti-califa, y para eclipsar a la

Iglesia del Santo Sepulcro y catedrales cristianas de

Siria. Con este fin, Abd-al-Malik empleó archi¬

tects y artesanos formados en la escuela bizantina. los

puertas de bronce, decoradas con incrustaciones en plata - un dis¬

tinguido logro de los artistas bizantinos - se encuentran entre

los más antiguos de su tipo. Azulejos y mosaicos wen *

profusamente utilizado en la estructura original y más tarde en su renovación

ción. Al este de este edificio se encuentra una pequeña cúpula elegante

llamada la Cúpula de la Cadena, que servía como tesoro

casa de la Roca.
El siguiente en cronología e importancia fue el omeya.

Mezquita de Damasco. No fue hasta 705 que al-Walid I

se apoderó de la Catedral de San Juan Bautista y convirtió

en esta mezquita, uno de los lugares de culto más sublimes

en el mundo. Artesanos persas, indios, griegos y sirios

trabajó durante siete años para crear sus mosaicos multicolores

y sus murales de oro y piedras preciosas. Canicas raras

adornan sus paredes superiores y techo. En su lado norte se encuentra

el minarete puramente musulmán más antiguo que existe, mientras que los dos

146

La vida bajo los omeyas

en el lado sur se encuentran las torres de iglesias anteriores. los

tipo de minarete indígena sirio, una estructura cuadrada simple,

desciende claramente de la torre de vigilancia o de la iglesia. los

esbelto, afilado, de estilo redondo, que recuerda al clásico romano


columnas, fue una adopción posterior por los turcos, quienes introdujeron

en Siria como se ejemplifica en Homs.

Al-Walid I, el más grande de los constructores omeyas, también fue

responsable de la reconstrucción de la mezquita de Medina, ampliando

embelleciendo el de La Meca y erigiendo en Siria un

número de escuelas, hospitales y lugares de culto. En su

reina, pacífica y opulenta, siempre que la gente de Damasco

se reunieron - según los historiadores árabes - buena construcción¬

Las conversaciones formaban el tema principal de conversación.

En los palacios y mezquitas que dejaron los omeyas, el

armonización de árabe, persa, sirio y griego

elementos se logra y la síntesis resultante se llama

El arte musulmán hace su debut. El clemente árabe se acabó

menos repetición de pequeñas unidades a las que se podría agregar o

de la que podría restar sin afectar materialmente

El conjunto. Las columnas de la mezquita de Córdoba ilustran la

punto. El motivo sugiere la monotonía del desierto, la

filas aparentemente interminables de troncos de palmeras datileras en un oasis

o las patas de una caravana de camellos. Los persas contribuyeron


delicadeza, elegancia, multicolor. En la Siria omeya el

semita antigua y los elementos griegos intrusos y

motivos fueron reconciliados y presionados en el permanente

servicio del Islam.

Los cuatro sucesores de Hisham eran incompetentes incluso si no

disoluto y degenerado. La corrupción estaba muy extendida. los

El sistema eunuco, heredado de Bizancio y Persia, fue

ahora asumiendo grandes proporciones y facilitando el harén

institución. El aumento de la riqueza trajo como consecuencia una super¬

abundancia de esclavos, y ambos resultaron en indulgencia general

en una vida de lujo. Tampoco la depravación moral fue limitada

a clases altas. Los vicios de la civilización, incluido el vino,

mujeres y el canto, evidentemente se había apoderado de los hijos de la

147

Siria
desierto y ahora comenzaban a minar su vitalidad.

Disturbios en las provincias, descontento entre los

Los árabes del sur, que formaban la mayor parte de la población árabe

de Siria y que haba apoyado firmemente a los omeyas

dinastía yad, y las disputas familiares llevaron al asesinato de al-Walid

II, la muerte de su primo Yazid III y la abdicación de

Ibrahim, hermano de Yazid, todo dentro del año 744. A

primo lejano, Marwan II, fue instalado como califa, pero

la anarquía estaba en marcha por todo el dominio.

Un reclamante omeya surgió en Siria, uno kharijita

se rebelaron en Irak y los líderes de Khurasan se negaron a reconocer

repisa la autoridad del califa. Marwan movió su asiento de

gobierno a Harran, donde poda confiar en North

Apoyo árabe y tratar más eficazmente con sus dos

peores enemigos: los alidas y los abasíes.

Para los chiítas, los omeyas eran usurpadores impíos

que había perpetrado un imperdonable, inolvidable mal

contra Ali y sus descendientes. Como foco de popular

simpatía, su campamento se convirtió gradualmente en el punto de reunión


de los insatisfechos, política, social y económicamente.

Los iraquíes alimentaron un rencor contra los sirios por

privándolos de la sede del califato. Pietistas sunitas

se unió a la banda de críticos que cargaron contra la casa de Umayyah

con mundanalidad, secularismo e indiferencia a la ley coránica.

Los abasíes también se aprovecharon de la

condición caótica para presionar su propio reclamo al trono,

basado en la cercanía de su parentesco con Muhammad como

comparado con los omeyas '.

Otro factor que entró en la situación fue el

descontento sentido por los musulmanes no árabes en general y

Musulmanes persas en particular debido al tratamiento

concedido por los musulmanes árabes. Lejos de ser

concedida la igualdad prometida por el Islam, estos neófitos

en realidad fueron reducidos a un estado inferior, y a veces fueron

ni siquiera se le concedió la exención del impuesto de capitación. los

El resentimiento alcanzó su punto culminante en Persia, cuyo más antiguo

148
La vida bajo los omeyas

venerable cultura fue reconocida incluso por los

Árabes. El suelo de Khurasan en el noreste resultó

especialmente fértil para la germinación de la doctrina chiíta, pero

el liderazgo decisivo fue proporcionado por el pretendiente abasí,

abu-al-Abbas Abdullah, un maestro de la propaganda.

La revuelta real comenzó en Khurasan en 747 bajo el

El agente abasí abu-Muslim, un liberto de origen oscuro.

Al frente de un ejército de árabes del sur se apoderó de Mcrv

y otras ciudades persas, mientras que Marwan estaba ocupado por un

rebelión en Siria y una revuelta jarijita en Irak. Kufah cayó

en 749, y abu-al-Abbas fue proclamado califa. Una final

batalla decisiva en enero de 750 fue ganada por los abasidas, y

Marwan huyó a Egipto. De las ciudades de Siria, solo Damasco

dar la apariencia de una pelea. Unos días de asedio fueron

suficiente para reducir la orgullosa capital. Marwan fue capturado

y asesinado, al igual que casi todos los supervivientes de los omeyas


casa excepto un nieto de Hisham llamado Abd-al-Rahman.

Después de una odisea de unos cinco años, plagada de peligros,

Abd-al-Rahman llegó a España y se estableció en

756 como amo indiscutible de la península. Por capital

eligió Córdoba, que se convirtió en la sede de un

nuevo reino y una cultura brillante. Abd-al-Rahman en¬

devorado por modelar su estado a semejanza del de Damasco. Él

inauguró un régimen ilustrado y benéfico, que en

el conjunto se condujo en la mejor tradicin de su Dama¬

predecesores de la escena. Catorce años antes de su llegada, un

El ejército sirio de veintisiete mil enviados por Hisham había

se estableció en feudos militares a lo largo de los principales

distritos del sureste de España. Climático y otros físicos

las similitudes ayudaron a que los recién llegados se sintieran como en casa. Como

los sirios conquistaron la tierra, canciones sirias, poesía y

el arte conquistó a la gente de la tierra. De España y

Portugal varios de estos elementos culturales fueron introducidos posteriormente

conducido al Nuevo Mundo. Los geógrafos árabes comenzaron a

referirse a España como una provincia siria, pero mientras tanto Siria

en sí misma se había reducido a una provincia abasí.


149

PROVINCIA DE ABBASID

Con la caída de los omeyas la hegemonía de Siria en el mundo

del Islam terminó y la gloria del país pasó.

Los abasíes hicieron de Irak su cuartel general y Kufah su

primera capital. Los sirios se despertaron ante los humillantes y

exasperante comprensión de que el centro de gravedad islámico había

abandonaron su tierra y se trasladaron hacia el este. Como último recurso,

puso sus esperanzas en un descendiente esperado de Muawiyah I

para aparecer como un Mesías y librarlos de su

victoriosos rivales iraquíes. Un omeya superviviente llamado Ziyad

reunió a 40.000 hombres de Homs y Palmyra, pero esta

revuelta, como las de los ex generales de Marwan en Qinnasrin y

Hawran, no logró nada.


Mientras tanto, Abu-al-Abbas estaba ocupado consolidando su

dominio recién adquirido. En el discurso inaugural pronunciado

en Kufah había asumido el apelativo de al-Saffah (sangre-

shedder), que resultó no ser una vana jactancia. El entrante

dinastía eligió depender más que el saliente del uso

de fuerza en la ejecución de sus planes. Por primera vez el

bolso de cuero listo para recibir la cabeza del verdugo

La víctima encontró un lugar cerca del trono imperial. El nuevo

califa se rodeó de teólogos y legistas,

dando al estado infantil una atmósfera de teocracia como

opuesto al carácter secular de su predecesor. Sobre

ocasiones ceremoniales se apresuró a ponerse el manto de su

primo lejano, Muhammad. La propaganda bien adaptada

máquina que había trabajado para socavar la confianza pública

en el antiguo régimen ahora estaba ocupado atrincherando a los usurpadores

en la estima pública. Proclamaron que si el abasí

califato fueran destruidos, el universo entero sería

desestructurado. Los hadices anti-omeyas y pro-abbasidas fueron

150
Provincia de Abbasid

fabricado al por mayor. Incluso los nombres omeyas fueron borrados

de inscripciones en edificios, y las tumbas de cada

El califa omeya, excepto Muawiyah I y Umar II, fueron

violados y sus cadáveres profanados.

La diferencia más significativa entre este y el

califato anterior, sin embargo, residía en el hecho de que el

Abbasid se orientó hacia Persia. Protocolo persa per¬

vadeó la corte, las ideas persas dominaron la escena política

y las mujeres persas prevalecieron en el harén real. Era

un imperio de neo-musulmanes en el que los árabes se formaron pero

uno de los componentes. Los iraquíes se sintieron aliviados de

Tutela siria. Los chiítas se sintieron vengados. Persas encontrados

puestos altos en el gobierno que se les abren; ellos introdujeron

duced y ocup una nueva oficina, el vizirato, ms alto despus de

el califato. Khurasanians acudieron en masa al hombre el califal

guardaespaldas. La aristocracia árabe fue eclipsada.


El primer gobernador de Siria abasí fue el califa

tío Abdullah, que había ganado la batalla decisiva sobre

Marwan II. Cuando al-Saffah murió en 754, Abdullah dis¬

lanzó el califato con al-Mansur, hermano del difunto

califa. Su reclamo se basaba en el enorme ejército disciplinado

que había reunido presumiblemente para su uso contra el

Bizantinos. No confiaba en las tropas de Khurasan, por lo que

17.000 de ellos fueron masacrados antes de moverse hacia el este con

el resto de sus hombres, en su mayoría sirios. Fue recibido y derrotado

por abu-Muslim, el gobernador virtualmente independiente de

Khurasan e ídolo de su pueblo. Tan exitoso fue en

suprimiendo a todos los enemigos personales y oficiales que al-Mansur

se despertaron sospechas, y tenía al general a quien

Él debía tanto traicionero a muerte.

El califato fundado por al-Saffah y al-Mansur fue

el más longevo y célebre de los califatos. Todos

los treinta y cinco califas que sucedieron a al-Mansur (754-775)

fueron sus descendientes directos. Como sitio para su capital al-

Mansur eligió un pueblo cristiano en la orilla occidental del


Tigris, Bagdad. La ciudad fue construida en 762 y oficialmente

l 151

Siria

llamado Dar al-Salam (morada de paz). Pronto se convirtió en heredero de

el poder y el prestigio de sus predecesores en la zona -

Babilonia y Ctesifonte, y ha vivido en leyendas y en

historia como el símbolo incomparable de la gloria del Islam abasí

y la escena de Las mil y una noches.

Con el traslado de la capital a la lejana Bagdad, el

El enemigo bizantino hereditario dejó de ser motivo de gran preocupación.

Sin embargo, al-Mansur y sus sucesores fortalecieron

las fortalezas fronterizas de Siria y fortificó los puertos marítimos de

Líbano. En 759 una banda de cristianos en el Líbano, resentidos

de duras condiciones y exacciones intolerables y en¬

animados por la presencia de una flota bizantina en las aguas

de Trípoli, brotaron de su fortaleza en la montaña


Munaytirah y saqueó varias aldeas en Biqa.

Fueron emboscados por la caballería abasí y derribados.

En represalia, el gobernador desarraigó a los aldeanos de la montaña,

muchos de los cuales no habían tomado parte en la revuelta y habían

se dispersaron por toda Siria. Este fue el primero de muchos

levantamientos tan desesperados, todos reprimidos con similar crueldad

menos.

Los siguientes en la lista de víctimas de al-Mansur fueron los Alids, que

había ayudado a derrocar a los omeyas con la suposición ingenua

que los abasíes estaban librando sus batallas, pero estaban

ahora desilusionado. Los alidas persistieron en reclamar por su

imanes el derecho exclusivo de presidir los destinos del Islam,

reduciendo así a los califas a la posición de usurpadores. Su

movimiento de nuevo pasó a la clandestinidad, pero nunca se perdió un

oportunidad de levantarse en rebelión abierta. Una rebelión en 762

encabezada por dos bisnietos de al-Hasan fue despiadadamente

aplastados y los hermanos fueron ejecutados de inmediato.

A pesar de estos contratiempos, los sirios continuaron expresando

su oposición de palabra y de hecho. Una réplica de uno de


ellos a la observación de al-Mansur de que la gente tuvo suerte de

escapar de la plaga en sus días tipifica el entonces prevaleciente

sentimiento: c Dios es demasiado bueno para someternos a la pestilencia y

tu regla al mismo tiempo. Nunca lo hicieron del todo

152

Provincia de Abbasid

reconciliarse con la pérdida de la posición privilegiada de Siria,

ni a su exclusión de las oficinas gubernamentales. En el caso

de los cristianos la situacin se agrava por la injusta

extorsión y aumento de impuestos. Hijo y sucesor de Al-Mansur

cesor al-Mahdi (775-785) obligó a 5000 árabes Tanukh

alrededor de Alepo para adoptar el Islam y tenían sus iglesias

demolido. Después del breve reinado del hijo mayor de al-Mahdi

al-Hadi, el califato pasó a su hijo menor Harun al-

Rashicl (786-809), ensalzado en la leyenda musulmana pero un duro

maestro tanto para los cristianos sirios como para los musulmanes.
En 782, cuando todavía era un príncipe, Harun había dirigido sus fuerzas como

hasta Bizancio y exigió a la regente Irene un

tributo pesado. Como califa dirigió desde su favorito

residencia de al-Raqqah en el norte de Siria una serie de incursiones en

la tierra de los romanos. Disensión entre el norte

Los árabes (Qays) y los árabes del sur (Yaman) dividieron Siria

en su tiempo, con el favor oficial otorgado a los Qaysites

en la amarga lucha. Durante dos años el distrito de Damasco

fue el escenario de una guerra implacable, pero en 795 Harun en¬

confió en una expedición punitiva a un general de Barmakid que

completamente desarmado a ambas facciones. Los Barmakids, un

Familia visirial persa exaltada por al-Mansur, logró tal

distinción y demostró tanta generosidad en el uso de sus

inmensa riqueza que en 803 Harun ya no era capaz de

tolerar su prestigio; los aniquiló y con¬

fisurado su propiedad.

Harun recreó algunos de los anti-cristianos y anti-

Medidas judías introducidas por Umar II. En 807 ordenó

demolidas todas las iglesias erigidas desde la conquista musulmana.


También decretó que los miembros de sectas toleradas deberían usar

el atuendo prescrito. Pero evidentemente gran parte de esta legislación

no se hizo cumplir. Su muerte llevó a una lucha por el trono.

entre sus hijos al-Amin (809-813) y al-Mamun (813-

833); las convulsiones acompañantes tuvieron repercusiones en

Siria. Las tropas sirias desertaron al por mayor, o siguieron a una

Pretendiente omeya que retuvo a Homs y Damasco brevemente.

153

Pero la victoria de al-Mamun fue seguida por una relativamente pacífica

reinado. En Egipto, los coptos, después de expresar su individualidad

por varios levantamientos contra sus señores musulmanes, fueron ellos¬

yo mismo convertido al Islam.

En 829, al-Mamun visitó Siria e hizo una nueva encuesta

de sus tierras con miras a incrementar los ingresos provenientes de ellas.

Cuatro años más tarde visitó Damasco para probar a los jueces allí.

y hacer cumplir su decreto de que cualquier juez que no suscribiera


a la visión mutazilita de la creación del Corán no podía

oficina Bodega. Varios de sus predecesores habían visitado Siria el

su camino hacia la peregrinación o la batalla contra los Byzan¬

dientes. Todos fueron mantenidos plenamente informados por sus gobernadores.

y administradores de correos, que se desempeñaban como jefes de la policía secreta.

Otro hermano, al-Mutasim (833-842), sucedió

Mamun y trasladó la capital a Samarra. Fue el quien,

en 838, dirigió una expedición victoriosa contra Amorium, el

última incursión en Anatolia antes de un largo período de paz en

Frontera norte de Siria. Palestina fue el escenario de una importante

revuelta durante su reinado. En 840, un árabe yemenita que siempre

Llevaba un velo en público, levantó la bandera omeya blanca y

atrajo a un gran pero indisciplinado seguimiento entre los

campesinos. Un millar de tropas abasíes se apresuraron a tomarlo

cautivo y dispersó a sus hombres.

La tranquilidad que prevaleció bajo el hijo de al-Mutasim al-

Wathiq fue destrozado bajo su hermano al-Mutawakkil (847-

861). En 850 y 854 revivió la legislación discriminatoria

contra miembros de sectas toleradas y lo complementó


por nuevas características que fueron las más estrictas jamás publicadas

contra las minorías. Se ordenó a cristianos y judíos

colocar imágenes de madera de demonios en sus casas, nivelar sus

tumbas incluso con el suelo, use prendas exteriores de color amarillo

y andar solo en mulas y asnos con monturas de madera

marcado por dos bolas en forma de granada en el cantle. Violento

se produjeron brotes en Damasco (854) y Homs (855),

con la participación de cristianos y musulmanes. los

pueblo de Damasco mató a su gobernador abasí y fueron

154

Provincia de Abbasid

Posteriormente pasó a espada durante tres días consecutivos por

un general turco enviado por el califa al frente de una banda

de siete mil caballos y tres mil pies, que también

saqueó toda la ciudad. La revuelta de Homs fue igualmente

reprimido después de una vigorosa resistencia. Los líderes fueron


decapitado o azotado hasta la muerte y luego crucificado en el

puerta de la ciudad ; todas las iglesias, con la excepción de una que fue

añadidos a la gran mezquita, fueron demolidos; todos los cristianos

desterrado de la ciudad tumultuosa.

Por increíble que parezca, en 858 al-Mutawakkil trans¬

trasladó la residencia califal a Damasco, posiblemente para escapar

el arrogante dominio de su guardia pretoriana, consistente en

en su mayoría turcos turbulentos e indisciplinados, originalmente mer¬

cenarios y esclavos puestos en servicio por su predecesor.

El clima húmedo de la ciudad, su viento violento y abundante

las pulgas expulsaron al caprichoso califa en treinta y ocho días.

Hasta ahora, Siria parece haber mantenido su

Carácter cristiano, pero ahora la situación comenzaba perceptiblemente

cambiar. Se puede suponer que después de al-Mutawakkil

promulgaciones muchas familias cristianas en Siria emigraron o

aceptó el Islam. Los conversos fueron impulsados principalmente por el

deseo de escapar de las humillantes discapacidades y homenajes y

para adquirir prestigio social o influencia política. La teo¬

conquista lógica siguió así a los militares por más de dos


siglos. Ningún musulmán podría abrazar el cristianismo o

Judaísmo sin arriesgar su vida.

La victoria más lenta y última, después de la política y

lo religioso - era lo lingüístico. Aquí los pueblos sujetos

de Siria y otras tierras ofrecieron la mayor medida de

resistencia. Se mostraron más dispuestos a rendirse

lealtades políticas e incluso religiosas que lingüísticas.

El árabe literario obtuvo su victoria antes que el hablado.

Los eruditos sirios bajo el patrocinio del califal comenzaron a componer

en árabe mucho antes de que los campesinos sirios adoptaran la nueva

lengua. El manuscrito cristiano más antiguo en árabe

que ha llegado hasta nosotros fue compuesto por abu-Qurrah

155

Siria

(m. 820) y copiado en 877. A principios del siglo XIII,


Hacia el final de la era abasí, la victoria del árabe como

el medio de comunicación cotidiana era virtualmente popular

plete. Quedaron islas lingüísticas, ocupadas por

Musulmanes: jacobitas, ncstorianos y maronitas. En Líbano

el siríaco nativo permaneció hasta finales del siglo XVII,

y de hecho todavía se habla en tres aldeas en Anti-Líbano

y todavía se utiliza en la Maronita y otras liturgias de la

Iglesias sirias.

En general, sin embargo, todo el mundo semita

Arabizado bajo los abasíes. Aram, como nombre nativo

para Siria, fue reemplazado por al-Sliam, 'la izquierda', porque

yacía a la izquierda de la Kabah en La Meca, en contraste con Yemen,

que estaba a su derecha. Por primera vez la conciencia

de unidad engendrada por el uso de una lengua común y -

con importantes excepciones, especialmente en el Líbano: el

prevaleció la profesión de una fe común. El siríaco no dis¬

aparecer sin dejar una huella indeleble en Siria

Árabe en morfología, fonética y vocabulario. Está

principalmente esta impronta que distingue al sirio-libanés

dialecto de los de las tierras vecinas.


Más que ningún otro pueblo de habla siríaca

Los cristianos contribuyeron a ese despertar general e inteligencia

renacimiento real centrado en Abbasid Bagdad, que es

considerada la principal gloria del Islam clásico. Entre 750

y 850 el mundo árabe fue el escenario de uno de los más

movimientos espectaculares y trascendentales en la historia de

pensamiento. El movimiento estuvo marcado por traducciones al

Árabe de persa, griego y siríaco. El árabe

Musulmán no trajo con él arte, ciencia o filosofía.

y casi nada de literatura; pero demostró una gran inteligencia

curiosidad intelectual, un apetito voraz por aprender y un

variedad de talentos latentes. En el Creciente Fértil cayó

heredero de la ciencia y el saber helenístico, sin duda el más

preciado tesoro intelectual existente. Dentro de unos pocos

décadas después de la fundación de Bagdad (762), el

156
Provincia de Abbasid

El pblico lector encontr a su disposicin los principales

obras de Aristóteles y los comentaristas neoplatónicos, el

principales escritos médicos de Hipócrates y Galeno, los principales

composiciones matemáticas de Euclides y la geografía

obra maestra de Ptolomeo. En todo esto, los hablantes de siríaco fueron

los mediadores. Los árabes no sabían griego, pero el

Los sirios habían estado en contacto con el griego durante más de un milenio.

Durante dos siglos antes de la aparición del Islam, Siria

los eruditos habían estado traduciendo obras griegas al siríaco.

Las mismas personas que habían abierto los tesoros del griego

la ciencia y la filosofía para los persas ahora los ocupaban¬

en ponerlos a disposición de todos los que supieran leer árabe.

Todas las ramas del aprendizaje compartidas en esta actividad. los

el clero tradujo la lógica aristotélica y la filosofía neoplatónica

Sofía por su relación con las controversias teológicas, como antes

la conquista musulmana habían puesto la Septuaginta y la

Evangelios al siríaco en Edesa. Además de la filosofía y

teología, medicina y astronomía, vistas desde el astro¬


punto de vista lógico, atrajo la atención de Siria. Muchos de

los distinguidos profesores de la academia Jundi-Shapur

de la medicina y la filosofía eran cristianos que usaban el siríaco como

un medio de instrucción. El decano de la academia, Jurjis

ibn-Bakhtishu, fue convocado por al-Mansur en 765 para dar

Consejo médico; se convirtió en el fundador de una familia de

médicos que durante seis o siete generaciones casi monopo¬

lizó toda la práctica médica de la corte.

Un cristiano llamado Yuhanna ibn-Masawayh supuestamente

traducido para al-Rashid varios manuscritos, principalmente médicos,

que el califa había traído de las incursiones en Asia

Menor. Alumno de Yuhanna Hunayn ibn-Ishaq (809-873)

se destaca como uno de los principales traductores de la época. Él

tradujo la mayoría de las obras de Aristóteles y Galeno en

Siríaco, que su hijo y su sobrino tradujeron al árabe.

También se dice que Hunayn tradujo el texto médico de Hipócrates.

tratados y la República de Platón. Los sirios fueron indiferentes

a la poesía y el teatro griegos y también a los árabes.

157
Siria

Traducciones de la Ilíada y la Odisea de Homero por un maronita

el astrólogo no sobrevivió.

No sólo los sirios cristianos sino también paganos hicieron un gran

contribución a la vida intelectual árabe. Estas fueron las estrellas

adoradores de Harran, incorrectamente llamados sabianos. Ellos

se habían interesado por la astronomía y las ciencias afines

desde tiempos inmemoriales. Como amantes de la ciencia helenística,

estaba a la par con sus compatriotas cristianos. Fuera¬

entre sus eruditos estaba Thabit ibn-Qurrah

(m. 901). A él y a sus discípulos se les atribuye la traducción

la mayor parte de los trabajos matemáticos y astronómicos griegos,

incluidos los de Ptolomeo y Arquímedes.

Claramente, la mayor parte de la literatura siríaca consistió en traducciones

comentarios y comentarios y carecía de originalidad y


crcativcncss. Solo en el campo del misticismo ascético

producir, tanto antes de la conquista musulmana como en Abbasid

épocas, contribuciones originales, sorprendentemente paralelas a Sufi

material. Un obispo jacobita de Alepo, abu-al-Faraj (Bar

Hebraeus, hijo del judío, 1226-1286), se distinguió

como escritor teológico e histórico tanto en siríaco como en

Arábica.

El mejor talento de la Siria musulmana de este período expresado

sí mismo a través del medio de la composición poética. Dos de

sus hijos, abu-Tammam y al-Buhturi, lograron la dis¬

tinción de convertirse en poetas de la corte de los califas abasidas. Abu-

Tammam (alrededor de 804-850) nació en Hawran de un

Padre cristiano, pero abrazó el Islam y viajó mucho

antes de instalarse en Bagdad. Acompañó a al-Mutasim

en su incursión en Amorium y escribió una oda para celebrar el

victoria. Su pretensión de gloria se basa no sólo en su original

composiciones sino también en su compilación, mientras que la nieve¬

atado en una casa con una excelente biblioteca - de al-Hamasah,

una valiosa antología de las obras maestras de la poesía árabe

desde la época preislámica hasta su propia época. Al-Buhturi (sobre


820-897) admiraba a abu-Tammam y seguía sus pasos.

En Bagdad se convirtió en el laureado de al-Mutawakkil y

158

Provincia de Abbasid

sus sucesores. Por lo general, empleó su talento para extorsionar

remuneración de personajes influyentes y ricos bajo

amenaza de cambiar sus encomios por pasquines. Él era

interesado en el vino y tenía una capacidad real para describir palacios,

piscinas y animales salvajes: una característica bastante rara en árabe

poesía.

En el reino no poético destaca un hombre, el

teólogo y jurista Abd-al-Rahman ibn-Amr al-Awzai.

Nacido en Baalbek en 707, prosperó en Beirut, donde

murió en 774. Al-Awzai se destacó por su aprendizaje, ascetismo

y coraje moral, hablando en desaprobación de excesiva


dureza en el trato a los cristianos, como destruir

sus iglesias y hogares, talando sus árboles y

expulsar a los aldeanos de al-Munaytirah. Lo legal

El sistema elaborado por este jurista se aplicó en Siria para

unos dos siglos antes de que fuera suplantado.

159

DINASTIAS PEQUEÑAS

El primer signo de decadencia interna en el régimen abasí fue

el ascenso de los guardaespaldas turcos tras la muerte de todos

Mamun en 833. Como los jenízaros en la historia otomana, este

cuerpo se hizo demasiado poderoso para el califa y, a veces, mantuvo

él en abyecta sumisión a su voluntad. Excepto por un corto

intervalos a partir de entonces, el poder abasí declinó constantemente. Como lo

pequeñas dinastías desintegradas, en su mayoría de origen árabe, fueron


parcelar sus dominios en el oeste, mientras que otros, en su mayoría

Turco y persa, estaban realizando la misma operación.

en el este.

El primero de ellos en afectar a Siria fue el de corta duración

Dinastía Tulunid (868-905). Fue fundado por un diputado

gobernador de Egipto, Ahmad ibn-Tulun, cuyo padre era un

Turk enviado desde Bukhara como regalo a al-Mamun. No

antes había llegado el joven ambicioso a su puesto

de lo que planeaba aprovechar la distancia que

lo separó del gobierno central y practicó

independencia. Con la autorización del califa,

aumentó sus tropas, según se informa a cien mil, y

marchó contra un rebelde en Siria, la tierra de los rebeldes

contra el gobierno abasí. A la muerte de su gobernador en 877

consideró que era el momento oportuno para la ocupación plena. El egipcio

el ejército marchó a través de al-Ramlah en el sur hasta Damasco,

Homs, Hamah y Aleppo en el norte sin oposición.

Sólo Antioquía cerró sus puertas y se redujo después de un corto

cerco. En 879/880 Ahmad se proclamó gobernante de ambos

tierras.
Este fue un punto de inflexión en la historia de Egipto. Eso

entonces y allí se embarcó en su carrera como independiente

Estado, posición que mantuvo con una importante

160

Pequeñas dinastías

interrupción durante los siglos venideros. Siria a lo largo de este

Pasó un largo período con Egipto, como sucedió en los días faraónicos.

La vieja conexión, cortada unos mil años antes,

fue así restablecido. La tierra del Nilo beneficiada por

el cambio, al menos en la medida de tener todos sus ingresos

gastado dentro de su territorio, pero la posición de su sirio

adjunto no se mejoró.

Un dictador militar típico, Ahmad gobernó con hierro

mano. Construyó una poderosa máquina militar en la que


dependía para el mantenimiento de su trono. Su núcleo era un

guardaespaldas de 24.000 esclavos turcos y 40.000 negros de

cada uno de los cuales exigió un juramento de lealtad. Como para

justificar su usurpación del poder a los ojos de sus súbditos,

lanzó un programa de obras públicas que no tenía

paralelo desde los días faraónicos. Adornó su capital al-

Fustat (Viejo Cairo) con magníficos edificios, incluido un

hospital y una mezquita que aún lleva su nombre. En Siria

fortificó Acre y estableció allí una base naval. Entonces

fuerte era la torre que coronaba su doble pared que tres

siglos después, frustró durante casi dos años el

combinó los esfuerzos de dos monarcas cruzados y en 1799

resultó inexpugnable contra los asaltos del campo de Napoleón

artillería.

Ahmad fue sucedido en 884 por su extravagante y

hijo disoluto de veinte años Jumarawayh, que erigió

un espléndido palacio con un jardín rico en árboles exóticos, un

aviario y recinto zoológico. Debajo de él el Tulunid

dominio extendido desde Cyrenaica hasta el Tigris. El califa

al-Mutadid en 892 confirmó a Jumarawayh y sus herederos


en posesión de este vasto territorio durante treinta años en

Regrese por un tributo anual de 300.000 dinares. Khumara-

extravagancia de Wayh, incluida una fabulosa dote por un

hija que se casó con al-Mutadid, dejó el tesoro vacío.

Fue asesinado por sus propios esclavos (895) y fue sucedido

por dos hijos a su vez.

Sus turbulentos reinados se volvieron más turbulentos por

161

Siria

el advenimiento de una secta extremista chiita militante, los carmatianos.

Fue organizada como una sociedad secreta, comunista, con

la iniciación como requisito para la admisión. Comenzando cerca de Kufali

Hacia 890, los carmatianos se convirtieron en maestros de un in¬

Estado dependiente en la costa occidental del Golfo Pérsico.

Desde estos dos centros esparcen la devastación en todas direcciones


ciones. A lo largo del período omeya, la Siria musulmana había

siguió la línea ortodoxa sunita; pero la imposición de

El odiado régimen abasí había abierto el camino para la

introducción de las doctrinas Alid que ahora preparaban el

personas por puntos de vista garmatianos. Al igual que en la Siria bizantina

el pueblo se esforzó por hacer valer su nacionalidad

abrazar doctrinas cristianas consideradas heréticas por

Bizancio, así que ahora estaban listos para adoptar ultra-chiítas,

creencias anti-abbasíes. Los carmatianos derrotaron a los tuluníes.

guarnición y sitió Damasco en 901, redujo Homs,

diezmó Hamah y casi aniquiló a la población de

Baalbek.

En 902 el califa envió contra los carmatianos un poderoso

general que, despus de derrotarlos y asegurar la alega¬

ance de los vasallos sirios, se dispuso a la conquista de Egipto.

En 904, el segundo hijo de Jumarawayh fue asesinado y

sucedido por un tío, pero el general abasí alcanzó la

La capital tuluní en las afueras de al-Fustat, la arrasó hasta los cimientos,

cortó veinte cabezas de tuluníes y se llevó las restantes

miembros masculinos de esta casa encadenados a la capital imperial.


Al año siguiente, el último pretendiente omeya registrado

desplegó la bandera blanca en Siria y él también fue capturado y

enviado a Bagdad. Las personas que alguna vez fueron descritas

como no reconociendo otra autoridad que la del

Evidentemente, los omeyas finalmente se habían desmoralizado

y reconciliado con el gobierno extranjero.

El general que en nombre de los tuluníes había

defendió Damasco contra los carmatianos era un turco

llamado Tughj, cuyo hijo Muhammad logró heredar

el legado tuluní. Después de un breve intervalo de precariedad

162

Pequeñas dinastías

Dominio abasí en Egipto y Siria, Mahoma estableció

él mismo en al-Fustat en 935 como gobernante de Egipto. Cuatro años

más tarde, el califa le otorgó el antiguo príncipe iraní


título al-Ikhshid, al igual que en el siglo XIX un Otto¬

hombre sultán confirió a su virrey egipcio el persa

título khedive. Siria fue entonces retenida por un aventurero llamado

ibn-Raiq, que murió en 941. Acto seguido, el virreinato de

al-Ikhshid sobre Siria y Egipto, junto con La Meca y

Medina, fue reconocido por el califa y el Buwayhid

señores supremos de Bagdad. Durante siglos a partir de entonces, las fortunas

de Hcjaz estaban vinculados con los de Egipto. En 944 al-

Ikhshid obtenido del gobierno imperial hereditario

derechos de su familia en las tierras que adquirió.

En el mismo año, su autoridad fue desafiada por un nuevo

dinastía que surgió en el norte de Siria, los Hamdarnd (944-

1003). Esta familia de árabes tenía a finales del siglo IX

se apoderó de la fortaleza de Mardin y se había extendido gradualmente

su influencia en Mosul y otras partes del norte de Mesopó¬

tamia. En 944 el más ilustre de ellos, Heisan,

arrebató Alepo, Antioquía y Homs a los Ikhshidid

vasallo. Hasan consideró la muerte de al-Ikhshid en 946 un

oportunidad de invadir toda Siria, cuando el poder Ikhshidid pasó

a los hijos pequeños de Mahoma. Pero las riendas del gobierno


fueron retenidos por un eunuco negro llamado abu-al-Misk

Kafur (alcanfor almizclado), que resultó ser un capaz

regente. Derrotó a Hasan en dos enfrentamientos y com¬

le instó a reconocer la soberanía egipcia. Después de la

muertes de niños Kafur mismo reinó durante dos años durante un

estado que incluía Egipto, Siria y parte de Cilicia. Él

fue el primer gobernante musulmán en alcanzar alta eminencia después de

surgiendo de los orígenes esclavos más humildes.

Kafur fue sucedido en 968 por un niño de once años

Ihkshidid incapaz de hacer frente a los problemas del día.

Los Hamdanids amenazaban desde el norte, los

carmatianos resurgentes del este y los fatimíes de

el oeste. El califato fatimí, que surgió en Túnez en

163

Siria
909, había mantenido durante años correspondencia secreta con

Alids y otros simpatizantes en Egipto. La oportunidad

ahora era obvio. En 969 el ejército fatimí derrotó al

Fuerzas Ikhshidid tanto en Egipto como en al-Ramlah; Egipto,

Palestina y Siria central se incorporaron a los

ging imperio fatimí.

La dinastía Ikhshidid (935-969), como su predecesora

el Tulunid, sólo tuvo una existencia efímera. Ambos siguen

un patrón que se encuentra en muchos otros estados que, en este

período de desintegración, rompió con el gobierno imperial¬

ment. Ambos hicieron un uso generoso del dinero estatal para ganarse el favor

con sus súbditos y por lo tanto arruinó las tesorerías. Ninguno

de ellos tenía alguna base nacional en la tierra sobre la que

trató de gobernar; ninguno podía confiar en una fuerte coherencia

cuerpo de simpatizantes de su propia raza entre sus súbditos.

Siendo intrusos, los gobernantes tuvieron que reclutar a sus guardaespaldas,

que también eran sus ejércitos, de fuentes extraterrestres. Tal

La regla sólo podría mantenerse mientras el brazo que

blandió la espada se mantuvo fuerte.


Mientras tanto, Hasan al-Hamdani había consolidado su

poder en el norte de Siria y recibió el honorífico Sayf-

al-Dawlah (espada del estado) del califa abasí, quien

pretendía así transmitir la impresión de que el destinatario, en

independiente de la realidad - estaba bajo su control. Sayf y su

los sucesores eran chiítas tolerantes y preservaron el

nombre en la oración del viernes, Sayf eligió Alepo como capital

tal vez por su antigua ciudadela y su proximidad a

las fortalezas fronterizas que pretendía defender contra

la nueva ola de incursiones bizantinas. Por primera vez desde

En los días amorreos, la metrópoli del norte se convirtió en la sede de un

gobierno importante. En él, el nuevo gobernante erigió un

magnífico palacio.

El dominio de Sayf cubría el norte de Siria, una sección de

Cilicia y gran parte del norte de Mesopotamia. El incluso

estableció un punto de apoyo en Armenia con la ayuda de los kurdos

simpatizantes; su madre era kurda. Al casarse con un

164
Pequeñas dinastías

hija de al-Ikhshid, esperaba que lo dejaran en una posicin pacfica

sesión de su territorio; su principado consumió gran parte de

su tiempo y energía luchando con los bizantinos. Sayf

fue el primero después de un largo intervalo en tomar los garrotes

seriamente contra los enemigos cristianos del Islam. Esta

El conflicto Hamdanid-Bizantino puede considerarse un significante

capítulo cantor de la prehistoria de las cruzadas. Como un guerrero

el príncipe Hamdanid tenía un igual digno en el bizantino

emperador Niccphorus, con quien los historiadores registran sobre

diez compromisos. El éxito no siempre estuvo del lado de Sayf.

En 9G2 incluso perdió temporalmente su propio capital después de un breve

asedio en el que su palacio, símbolo de su gloria, fue destruido.

Su muerte en 967 puso fin a un reinado más notable por su

brillantez cultural que por sus logros mundanos.

Sayf se rodeó en su hermoso palacio con un

círculo de talento literario y artístico que difícilmente podría ser


igualado excepto por el de los califas de Bagdad en su

apogeo. Estaba integrado por el renombrado filósofo y

músico al-Farabi, el distinguido historiador del árabe

literatura al-Isbahani, el elocuente predicador ibn-Nubatah,

el filólogo ibn-Khalawayh, el gramático ibn-Jinni,

el poeta guerrero abu-Firas y, sobre todo, el ilustre

bardo al-Mutanabbi.

Al-Mutanabbi (915-965) recibió su apellido (profecía

demandante) porque en su juventud reclamó el don de

profecía, intentó una imitación del Corán y fue

seguido de varios admiradores. El gobernador Ikhshidid

de Homs lo encarceló, donde permaneció casi

dos años y del cual salió curado de su profético

ilusión, pero no de su vanidad, autoafirmación y autoafirmación.

admiración, que lo acompañó durante toda su vida.

Nacido en Kufah, deambulaba en busca de un patrón y

se instaló en Alepo como laureado de Sayf-al-Dawlah; los

Desde entonces, dos nombres han permanecido inseparablemente vinculados.

Entre sus odas destacan las que representan las glorias

de las campañas de Sayf contra los bizantinos. Es una pregunta


165

Siria

si esos panegíricos no aportaron más

que las hazañas mismas para hacer de Sayf el mito que él

está en anales árabes. En ellos el poeta aparece como el con¬

sumador de frases en árabe. El mas tarde

se metió en una disputa y abandonó Alepo para la corte de

Kafur, a quien primero elogió y luego decepcionó

sus esperanzas de un alto cargo, ridiculizadas en versos que casi

Todos los escolares del mundo árabe de hoy se comprometen a

memoria. En algunos lugares el estilo Mulanabbi parece grandilocuente

y ornamentado, la retórica florida y la metáfora exagerada

- pero no al oriental. Tal es el agarre que este poeta

ha tenido en la imaginación de generaciones de árabes-

oradores que todavía es generalmente considerado el mejor en


Islam. En él y sus dos predecesores, abu-Tammam y

al-Buhturi, la poesía árabe alcanzó su plena madurez. Con

pocas excepciones, el descenso después de al-Mutanabbi fue constante.

Del resto del círculo de Sayf, dos merecen una mención especial.

Al-Isbahani (897-967) compiló el monumental Kitab al -

Aghani, un tesoro de veinte volúmenes de canciones árabes y anec¬

dotes. Su mayor al-Farabi (870-950) fue uno de los primeros

Pensadores musulmanes para intentar una armonización del griego

la filosofía y el Islam. Su sistema era un sincretismo de

Aristotclianismo, platonismo y sufismo. Se convirtió en efecto

el antepasado intelectual de todos los demás musulmanes posteriores

filósofos. Además fue el más grande de todos los árabes

teóricos musicales.

Sayf fue sucedido por su hijo Sharif, llamado Sad-al-

Dawlah (967-991), pero su autoridad fue disputada por su

primo, el poeta abu-Firas, que reclamó Homs hasta que fue

asesinado. Interna] discordia permitió a Nicéforo capturar

Alepo, Antioquía y Homs (968) y para imponer un efímero

La soberanía bizantina sobre el reino Hamdanid. Alepo


se perdió para los Hamdanids sólo hasta 975, pero Antioquía

permaneció en manos bizantinas durante más de un siglo (968-1084).

El sucesor de Nicéforo, Juan Tzimisces, en 974 redujo no

sólo las ciudades costeras de Latakia a Beirut, pero tales

166

Pequeñas dinastías

lugares del interior como Baalbek. Guerra con los bizantinos

continuó esporádicamente durante el reinado de Sad, pero su hijo

Said-al-Dawlah (991-1001) pidió ayuda bizantina

contra los fatimíes, y luego buscaba controlar toda Siria.

El emperador Basilio se apresuró con 17.000 hombres a Alepo y

el enemigo se retiró por el momento, aunque más tarde dijo

tuvo que reconocer la soberanía fatimí. Siendo joven el

tenía sobre él una regente con cuya hija se casó. los

regente ahora codiciaba el trono para sí mismo y se deshizo de

tanto su yerno como su hija por veneno. Durante dos años


después de eso ocupó la regencia en nombre de los fatimíes

califas sobre los hijos de Said. En 1003 envió a los dos jóvenes

príncipes a El Cairo con el harén Hamdanid y nombrados

su propio hijo corregente. Así terminó el ciclo de vida del

Dinastía Hamdanid, que no difería en esencia -

excepto por su origen árabe, desde el de sus dos pre¬

decesores, los Ikhshidids y los Tulunids. Un dominante

lder forja un principado para s, es seguido por

sucesores incompetentes; el dinero del Estado se despilfarra;

la discordia interna y los enemigos externos ponen fin a la historia.

En este caso, la munificencia de Sayf en su patrocinio de

la ciencia y el arte fueron el primer gran drenaje del tesoro.

BAJO FATIMIDOS Y SELJUKS

La dinastía fatimí fue el último de los califatos medievales.

y el único gran califato chiíta. Su nombre refleja el

supuesta descendencia de su fundador y sus sucesores de Ali


y Fatimah, la hija de Muhammad. Ya lo tenemos

señaló su establecimiento en Túnez en 909 y la conquista

de Egipto y gran parte de Siria de los Ikhshidids en 969.

Durante los años siguientes, Siria se vio desgarrada por la guerra, no solo

entre los Hamdanids en el norte y los Fatimids en

el sur, pero también involucrando a los carmatianos, los turcos

y los bizantinos. Damasco fue ocupada por Car¬

matemáticos con estímulo abasí, y más tarde por un

General turco que lo utilizó como base para una serie de redadas.

en todo el país. Era natural para los turcos y

Carmatianos para combinarse contra su enemigo común.

En 977 el califa fatimí al-Aziz (975-996) tomó el

campo en persona e infligió una aplastante derrota a los aliados

fuerzas fuera de al-Ramlah. Al-Aziz extendió su dominio en

Siria, especialmente a lo largo de la costa, pero no logró reducir

Alepo, principalmente debido a la intervención de los bizantinos,

que acababa de perderlo ante Sayf-al-Dawlah y estaban ansiosos por

aprovechar cualquier oportunidad para restaurar su autoridad

En Siria. Después de este revés, al-Aziz dedicó el resto de su

reinado, en lo que respecta a Siria, para consolidar


su poder en las partes sur y central e imponiendo su

soberanía sobre los debilitados Hamdanids en el norte.

Bajo su gobierno floreció en la Palestina fatimí una

de los geógrafos más originales y capaces, al-Maqdisi

(946-aproximadamente 1000). Nacido en Jerusalén (de ahí su nombre)

bajo los Ikhshidids, a la edad de veinte años comenzó a viajar

que lo llevó por todas las tierras musulmanas excepto España, India

168

Bajo fatimíes y selyúcidas

y Sijistan. En 985 encarnó la información que así

reunidos en un libro basado sólidamente en su observación personal

y experiencia. Gracias a ella y a las obras de otros

geógrafos que comenzaron a florecer en esta época, nuestro conocimiento

repisa de las condiciones económicas y sociales del siglo x

Siria alcanza una altura nunca antes alcanzada. Sin latín o


El geógrafo griego nos dejó material comparable a este árabe

material en calidad y cantidad. Encuestas de Al-Maqdisi

comercio, agricultura, industria y educación general. Él

se refiere, entre muchas otras cosas, a los minerales de hierro en el

'montañas de Beirut', los abundantes árboles y ermitaños en

Líbano, el azúcar y los productos de vidrio de Tiro, el

productos de queso y algodón de Jerusalén y los cereales y

Miel de Amman. Él caracteriza a Siria como una 'bendita

región, el hogar de precios baratos, frutas y justos

gente'.

En general, al-Maqdisi y sus contemporáneos representan

un pueblo con un nivel de vida adecuado y una satisfacción,

forma de vida útil, juzgada por los estándares de los autores.

Los cristianos y los judíos no parecen haber estado peor

bajo los Hamdanids y Fatimids primitivos que bajo el

Abbasids. La mayoría de los escribas y médicos todavía estaban

Cristianos. Los bizantinos habían estado confinados a Antioquía;

los carmatianos todava irrumpieron de vez en cuando, pero no fueron

toda la amenaza que habían sido; los turcos habían sido

comprobado por el momento. Inmigración constante de beduinos


del desierto de Siria hizo que el campo fuera turbulento, ya que

llegaron por fin al Líbano y ocuparon la montaña

laderas y los valles escondidos. Pero incluso para los pesados

ciudades guarnecidas esta calma fue breve y engañosa; veces

de problemas se avecinaban.

Al-Aziz fue sucedido por su hijo al-Hakim (996-1021),

un niño de once años de ojos azules cuyo comportamiento era tan extraño

e irracional que fue deificado en su vida por algunos

y acusado de anomalías psicopáticas por otros y

por historiadores posteriores. En el segundo año de su reinado un marinero

169

Siria

de Tiro llamado Allaqah tuvo el descaro de declarar su

ciudad independiente y conseguir dinero en su propio nombre. Para

una vez desafió al ejército egipcio y con la ayuda de un


La flotilla bizantina se opuso a la flota egipcia. Pero en

último tuvo que entregar su ciudad sitiada y sufrir desollamiento

y crucifixión. Su piel estaba llena de heno y exhibida

en el Cairo.

Al-Hakim revivió las humillantes discapacidades impuestas

por Umar II y al-Mutawakkil sobre cristianos y judíos, que

le fue bien en comparación con los demás fatimíes. Aunque su madre

y su visir eran cristianos, al-Hakim reactivado antes

regulaciones que requieren prendas distintivas y en 1009

añadió que cuando los cristianos estuvieran en baños públicos debían

mostrar una cruz de cinco libras colgando de sus cuellos, y

Judíos una estructura de madera igualmente pesada con cascabeles.

En el mismo año demolió varias iglesias cristianas,

incluido el del Santo Sepulcro en Jerusalén. Por

forma de implementar la prohibición coránica contra el vino,

ordenó desarraigar todas las vides. Invitó a aquellos

miembros de las sectas toleradas que no estaban dispuestas a imponerse

por sus regulaciones para profesar el Islam o emigrar a la

Imperio Bizantino. Aparentemente en su tiempo, casi cuatro

siglos después de Mahoma, los cristianos de Egipto y


Siria seguía siendo tan numerosa como los musulmanes.

Otros edictos de al-Hakim muestran extrañas contradicciones.

Construyó una academia en El Cairo solo para destruirla con su

profesores tres años después. Legisló contra la sexualidad

inmoralidad y llegó a prohibir la aparición de

mujeres en las calles de El Cairo. Emitió edictos contra

banquetes y música e incluía ciertos platos y ajedrez

jugando. Como varios otros descendientes de Ali, fue

considerado divino por admiradores extremos. El primero en ofrecer

su veneración divina pública era un persa llamado al-Darazi

(el sastre), de quien la secta drusa tomó su nombre. Básico

en el sistema druso es la doctrina de la encarnación del

deidad en forma humana, la última y más importante manifestación

170

Bajo Faiimids y Seljuks


fcstation siendo al-Hakim. Sin encontrar respuesta para este nuevo

credo entre los egipcios, al-Darazi emigró a un distrito en

al pie del monte Hermón en el Líbano, donde los resistentes

montañeros amantes de la libertad, evidentemente ya impregnados

con ideas ultra chiítas, estaban dispuestos a darle una audiencia.

Aquí cayó en batalla en 1019 y fue sucedido por su

rival Hamzah ibn-Ali, también persa.

Cuando al-Hakim fue asesinado dos años después, probablemente

hábilmente como resultado de una conspiración de su propia casa,

Hamzah negó su muerte y proclamó que se había ido

en un estado de ocultación temporal, de donde su triunfal

se debe esperar el regreso. Al-Muqtana, Hamzah tiene razón

mano en la propagacin del nuevo culto, al principio se dirigi

epístolas a potenciales conversos de Constantinopla a la India,

con especial atención a los cristianos, pero luego enunciado

una nueva política, que durante la 'ausencia 5 de al-Hakim no

parte de la religión debe ser divulgada o promulgada - un

política sin duda dictada por el deseo de seguridad de la parte

de una pequeña minoría heterodoxa que lucha por la existencia.

Desde entonces 'la puerta se ha cerrado 5; nadie podría ser


entrada o salida permitida. La idea oculta del imán había sido

elaboradamente elaborado, antes del surgimiento del druzismo, por un

número de grupos ultra chiítas.

Hamzah en nombre de al-Hakim absolvió a sus seguidores de

las obligaciones cardinales del Islam, incluido el ayuno y

peregrinaje, y preceptos sustituidos que prescriben la veracidad de

habla, ayuda mutua entre los hermanos en la fe, renuncia¬

ción de todas las formas de creencia falsa y sumisión absoluta a

la voluntad divina. El último precepto, que involucra el concepto de

predestinación, ha continuado siendo un factor potente en

Druzismo, como en el Islam ortodoxo. Otra característica de este

El culto es la creencia en la transmigración de las almas. La idea

vino originalmente al Islam desde la India y recibió un incremento

ment de elementos platónicos. El funcionamiento del segundo

precepto, que ordena la ayuda mutua, ha hecho de los drusos un

presentación comunitaria inusualmente compacta y autoconsciente

171
Siria

más los aspectos de una orden religiosa fraterna que los de

una secta, y que a pesar de que la propia comunidad es

dividido en dos clases claramente marcadas: el iniciado y

el no iniciado. Los escritos sagrados, todos escritos a mano, son

accesible sólo a unos pocos iniciados y a los lugares de encuentro

son habitaciones apartadas en colinas fuera de las aldeas, donde

Se llevan a cabo sesiones los jueves por la noche.

Mientras intentaban ganar una base permanente en el sur

Líbano, los drusos se encontraron en conflicto con un

heterodoxia islámica ya establecida, la Nusayriyah,

cuyos seguidores fueron posteriormente llevados al norte

Siria, su hábitat actual. Los drusos más tarde se extendieron a

otros distritos rurales, pero no pudieron prosperar en ninguna ciudad.

Algunos de ellos, como resultado de las enemistades de sangre Qaysite-Yemenite,

emigró a principios del siglo XVIII a Hawran en

Siria. La afluencia fue aumentada por descontentos de

Líbano en el siglo XIX. En Hawran ahora


número alrededor de noventa mil contra ochenta mil

en Líbano. A lo largo de toda su historia han

demostró un vigor notable y se ejercitó en libaneses y

La influencia de los asuntos nacionales sirios es bastante desproporcionada para

su número.

Los Nusayriyah eran una secta ismailita fundada en el

finales del siglo IX. No se sabe mucho sobre esta religión,

que es de carácter reservado, jerárquica en la organización

y esotérico en doctrina. Sus escrituras sagradas no han sido

expuestos en la misma medida que los drusos, muchos de los

que salió a la luz como resultado de las guerras comunales en el

Siglo xix. Encontrando una pequeña heterodoxia en medio

una mayoría hostil, el culto optó por pasar a la clandestinidad. Igual que

otros chiítas extremos, los nusayris deifican a Ali y están ahí¬

hasta ahora referido a veces como alauitas, un nombre que se convirtió en

actual después de que los franceses organizaran la región bajo mandato

centrado en Latakia en un estado separado bajo ese nombre.

El culto representa una imposición de ideas chiítas extremas en

una base siria pagana. Sus adeptos deben haber pasado directamente
172

Bajo fatimíes y selyúcidas

del paganismo al ismailismo con cierta superficialidad cristiana

características tian, como la observación de Navidad y Pascua.

Tienen una jerarquía de iniciados de tres clases, mientras que el resto

de la comunidad constituye la masa no iniciada. diferente a

los drusos, no admiten mujeres en el grupo de iniciados.

Sus reuniones se llevan a cabo por la noche en lugares apartados, dando

levantar los cargos habituales presentados contra los grupos que practican

su religión en secreto. Hoy unos trescientos mil

Nusayris, en su mayoría campesinos, ocupan la región montañosa

del norte y centro de Siria y se encuentran dispersos hasta

Cilicia turca.

Los sucesores de al-Hakim, más interesados en el lujo

viviendo que en la administración estatal, no pudieron mantener

orden en casa o soberanía en el exterior. En 1023 el jefe de


los beduinos de Kilab, Salih ibn-Mirdas, arrebataron Alepo a

Control fatimí. La línea Mirdasid mantuvo Alepo, con

diversas fortunas, hasta 1079. Se aliaron con

otras tribus árabes: los Tayyi, que prendieron fuego a al-Ramlah

en 1024, y Kalb, que bloqueó Damasco en 1025.

El bandolerismo, el robo en las carreteras y la anarquía prosperaron en el

campo, pero Alepo y otras ciudades comerciales pro¬

y sus gobernantes engordaron con los derechos de aduana que

mercancías.

El espíritu de la época, con su anarquía política, social

decadencia, pesimismo intelectual y escepticismo religioso, fue

reflejada en la poesía de al-Maarri (973-1057), de Maarrat

al-Numan en el norte de Siria. Aunque ciego aseguró

algo de educación en Alepo y visitó dos veces Bagdad, donde

probablemente entró en contacto con hindúes que se convirtieron

él al vegetarianismo. Los años restantes de su vida

vivió como soltero en su ciudad natal, subsistiendo de la

escasas ganancias obtenidas por sus conferencias. A diferencia de los poetas

de su tiempo al-Maarri no dedicó su talento a elogiar

príncipes y potentados con el fin de recibir una remuneración


ción; la oda que compuso al principio de su carrera ensalzando

Es evidente que Sayf-al-Dawlah nunca fue presentado al príncipe.

173

Siria

Sus trabajos posteriores encarnan su filosofía pesimista y escéptica.

de la vida y su enfoque racional de sus problemas. En uno

epístola pobló el limbo con herejes de renombre y libertades

pensadores divirtiéndose y discutiendo la crítica textual.

Fue este tratado el que tuvo un efecto estimulante en la

Divina Comedia . En otro libro trató de imitar el

Corán, un sacrilegio a los ojos de los musulmanes. La filosofía ad¬

vocado en esta obra es básicamente epicúreo. Al-Maarri fue

uno de los pocos poetas árabes que se elevó por encima de las limitaciones de

tiempo y lugar al reino de la humanidad universal.

Aunque los fatimíes habían tenido dificultades para mantener


su precario control sobre Siria, primero contra los turcos y

Carmatianos, luego contra hadaníes y bizantinos, y

más tarde contra Mirdasid y otros asaltantes beduinos, su

El adversario más formidable no apareció en territorio sirio.

hasta 1070, momento en el que el gobierno fatimí prácticamente se había enfriado

caducó debido a la rebelión en Egipto (1060). Sunita

Los Scljuks turcos habían empujado hacia el sur desde Turkestán hasta el

región de Bukhara, abrazó el Islam allí y continuó

su impulso victorioso hasta que en 1055 su líder Tughril

había obligado al impotente califa abasí a aceptarlo como

maestro en lugar de los chiítas persa Buwayhids. Tughril

asumió el título de sultán, convirtiéndose en el primer gobernante musulmán

cuyas monedas llevan este título.

Bajo el sobrino y sucesor de Tughril, Alp Arslan (1063-

1072), el imperio Scljuk se extendió hacia el oeste en Siria.

y Asia Menor. En 1070, Alp avanzó contra los mirdasid.

en el norte de Siria y Alepo ocupada, dejando el Mirdasid

gobernador como su vasallo. El general turcomano Atsiz empujó

en Palestina y capturó al-Ramlah, Jerusalén y otros

ciudades tan al sur como Ascalon, cuya guarnición fatimí mantenía


fuera. Al año siguiente, Alp ganó una victoria decisiva sobre

los bizantinos en Manzikert, al norte del lago Van, y tomaron

el propio emperador prisionero. Entonces toda Asia Menor yacía

abierto a los turcos. Hordas de ellos se apresuraron a Anatolia

y el norte de Siria. Los generales turcos penetraron hasta

174

Bajo fatimíes y selyúcidas

el Helesponto. De un golpe la frontera tradicional

separar el Islam de la cristiandad fue empujado cuatrocientos

millas al oeste. Por primera vez, los turcos se afianzaron en

esa tierra - un punto de apoyo que nunca se perdió.

Pronto siguió la fragmentación del vasto sultanato. Asia

Minor (Ron) estaba en manos de un primo de Alp, Sulayman, quien

en 1077 se estableció en Nicaca, no lejos de Con¬

stantinople. En 1084, la capital se trasladó al sureste a Konya.


(Iconio). En el mismo año se recuperó Antioquía para

Islam de los bizantinos por los selyúcidas. Siria estaba en

anarquía entre árabes, selyúcidas, turcomanos y fatimíes

hasta que en 1075 Atsiz ocupó Damasco. Él exasperó su

personas por sus exacciones durante dos años antes de que el hijo de Alp Arslan

Tutush tomó la ciudad y lo mató. A la muerte de Malikshah

(1079) Tutush se volvió virtualmente independiente. Él tomó

Antioquía de los bizantinos (1084) y capturaron Alepo

(1094), pero cayó en batalla en 1095. Sus posesiones se dividieron

entre sus hijos Ridwan en Alepo y Duqaq en Damasco.

Los dos emires pronto se vieron envueltos en una guerra familiar, y un

Un par de años más tarde, Duqaq se vio obligado a reconocer el

señorío de su hermano. En 1098 un cuñado de

Tutus, que tenía a Jerusalén como feudo, la entregó a los

Fatimidas.

Así, en 1097, cuando los cruzados llegaron a Siria después de

abriéndose camino a través de Scljuk Anatolia, encontraron

Antioquía bajo un emir Scljuk llamado Yaghi-Siyan, Alepo

bajo Ridwan y Damasco bajo Duqaq. Los fatimíes

tenía sólo unos pocos puertos - Acre, Tiro, Sidón, Ascalón - y


estaban a punto de retomar Jerusalén.

175

LAS CRUZADAS

El 26 de noviembre de 1095, el Papa Urbano II pronunció un ardiente

discurso en Clermont en el sur de Francia instando a los creyentes

para 'entrar en el camino del Santo Sepulcro, arrebatárselo a

la raza malvada y la someten a sí mismos. Juzgado por su

Resultados: este fue quizás el discurso más eficaz de la historia.

'Deus vuW (Dios lo quiere) se convirtió en el grito de guerra y fue

reiterado en toda Europa, tomando altibajos como si

un extraño contagio psicológico.

Sin embargo, la respuesta no estuvo motivada por la piedad.

Además de los devotos, había líderes militares decididos a


nuevas conquistas para ellos mismos; comerciantes de Génova y

Pisa cuyo interés era más comercial que espiritual;

los románticos, los inquietos, los aventureros siempre dispuestos a unirse

un movimiento espectacular; los criminales y pecadores que buscaban

absolución mediante peregrinaje a Tierra Santa; y el

individuos deprimidos económica y socialmente a quienes

'tomar la cruz' fue más un alivio que un sacrificio.

Otros factores estuvieron involucrados: la ayuda papal para hacer retroceder

los musulmanes habían sido solicitados repetidamente por los bizantinos

el emperador Alejo Comneno, cuyas posesiones asiáticas habían

invadido por selyúcidas casi hasta Constantinopla.

El Papa vio estas importunidades como una oportunidad

sintonía para sanar el cisma entre Bizancio y Roma

y establecerse como cabeza de la cristiandad.

En la primavera de 1097, ciento cincuenta mil

hombres, en su mayor parte de Francia y de las tierras adyacentes,

esponjado. Partieron por tierra hacia Constantinopla, vistiendo¬

ingiriendo como insignia la cruz que les dio su nombre. Su

La ruta atravesaba Anatolia, luego el dominio de los selyúcidas de

Konya. Restauraron Nicea a los bizantinos, derrotados


176

Las cruzadas

las fuerzas selyúcidas en Dorylacum y se dirigieron hacia el sureste hasta

la barrera montañosa de Tauro y Anti-Tauro.

Aquí los líderes comenzaron a pelearse entre ellos

y planificar las conquistas locales cada uno por su cuenta. El primero

tales empresas en Cilicia colapsaron, pero luego Baldwin de

Boulogne giró hacia el este en un territorio ocupado por

Cristianos armenios y a principios de 1098 se estableció como

conde de Edesa. Mientras tanto, el grueso del ejército cruzado

estaba vertiendo en el norte de Siria, su principal objetivo, sostenido por

Emires selyúcidas similares a los que habían derrotado en Anatolia.

Antioquía fue la primera ciudad siria en su camino, notable como el

cuna de la primera iglesia cristiana organizada. Ellos lo resolvieron

con confianza a un asedio que resultó inesperadamente largo


y arduo (2 de octubre de 1097 a 3 de junio de 1098). Intentos

alivio de Ridwan de Alepo y Duqaq de Damasco fueron

repelido. Por fin, la traición de un descontento

El comandante armenio de una de las torres les dio acceso.

A la ciudad.

Sin embargo, tan pronto como los sitiadores hicieron su entrada

de lo que se vieron asediados. Karbuqa, un selyúcida

aventurero que había arrebatado Mosul a sus gobernantes árabes,

llegó de su capital con refuerzos. El sufrimiento

de la peste y el hambre en el transcurso de los veinticinco

Los días que siguieron fue quizás el peor experimentado por

Francos en Siria. Animado por el descubrimiento de la 'lanza sagrada'

que traspasó el costado de Cristo, los cruzados hicieron un atrevido

salida que obligó a Karbuqa a retirarse. Bohemond, el

el más astuto y capaz de todos los líderes cristianos, permaneció

a cargo del principado recién adquirido, Antioquía y

su territorio. El emperador bizantino esperaba la re¬

anexión de Antioquía a su imperio, pero quedó decepcionado.

También estaba decepcionado el rival de Bohemond, Raymond de


Toulouse, que avanzó hacia el sur por el valle de Orontes

con sus provenzales. Después de un asedio inútil de Arqah fue

acompañado por el hermano de Baldwin, Godofredo de Bouillon, que había

Siguió la ruta costera hacia el sur. Golpearon la costa en

177

Siria

Tortosa y tomó contacto con la flota italiana. El re¬

Los cruzados unidos evitaron Latakia, que estaba siendo ocupada

por las fuerzas navales de los bizantinos, que se habían enajenado

de los latinos. En Batrun los cruzados establecieron con¬

contactos con los maronitas, 'una raza incondicional, luchadores valientes',

quien proporcionó guías muy necesarias. Siguiendo a Trípoli

precedente, el emir de Beirut ofreció dinero y un generoso

suministro de provisiones. Los jardines de Sidón, donde el

Los cruzados levantaron sus tiendas junto al agua corriente, pro¬

Fue un lugar de descanso bienvenido durante unos días. Pasando Acre,


Cesarea y al-Ramlah, el 7 de junio avistaron su meta

- Jerusalén.

Los cruzados eran entonces unos cuarenta mil, de

quienes aproximadamente la mitad eran tropas efectivas. El egipcio

guarnición se puede estimar en mil. Al final de

un mes de asedio dirigido por Godfrey, Raymond y

Sobrino de Bohemundo, Tancredo, la ciudad fue asaltada (15 de julio)

y su población fue sometida a un indiscriminado

sacrificio. Un tercer estado latino se estableció bajo Godfrey,

un líder devoto y luchador duro. Supuestamente reacio a

llevar una corona de oro donde Jesús había llevado una corona de

espinas, Godfrey eligi el ttulo de defensor del Santo

Sepulcro'. Durante su breve reinado derrotó a los fatimíes

ejército cerca de Ascalon, pero este puerto con su guarnición egipcia

rison seguía siendo un puesto avanzado y una base naval peligrosa. Jaffa

y Haifa se ocupó de la ayuda naval de los pisanos

y venecianos respectivamente. Tancredo esculpió un principio

Pality en Galilea.

Cuando Godfrey murió, su hermano Baldwin (1100-1118) fue


convocado desde Edesa y coronado rey. Baldwin fue

el verdadero fundador del reino latino. Su tarea inmediata

era reducir las ciudades costeras y asegurar así la comunicación marítima

comunicación con la patria y evitar acciones hostiles

por la flota egipcia. En los marineros de las repúblicas italianas

encontró aliados ávidos y codiciosos. Estos hombres insistieron en

parte del botín, cuartos especiales en las ciudades capturadas

178

DE W

o SULTANATO DE

Iconio +

ICONIO O RON /
■ <; co U / N t ysj ^ -r

0 F / p DESS Ay

X -'6 *

K1N'G y P A

/ 0 YI ars "s

/ g = <•, _X%

- p OF'V "Manb ') /


I - • o Alepo -r

~~ .. - - YI oMa'arrat al-Nu f man „

-. .i ^ ntioch! ^ ~ ^ X qqah

^ ELadhiqT ^ h (f; DOMINIO NX!

^ CHIPRE

=== === ^ r- ~~ Sidonfl ^ / j 1 ^ ^

£$~-

■■■ - = m ^ K v.'8,% / £ '^

== k -

.X ~ "-" Cesarea p * - «Busra


§I ~ Q

/ N ^ i 3 = ziEjiS ^^ w

--_ Lj §r ^ mfAsqalan ^. jerusalein!

= Z = ^ r ^ r $ “GhaiiaH7 & s u-

\ o @ 5 «f,

.. » ■ B Al-Karak ° =

AI-Arish l ^ #

FATIMID jo I

• q Al-Shawbak

CALIFATIOV

DEL CAIRO '


a / */

Al- f Aqabah

zzzzzSbayzarX ^ 0 Hamah Op J p | pag

-Marq aSp j ^ A ^ SASSINS

An • artti JP '* 0 »H isn al-Akrad ATARF f, S

/ / ° Le 5 AIABEGS

> J fv / a Y ^ rah Tadmur

- / XV / Ba la bakk

ubay \ j &} ^

'F'fs / VO ^ K
Estados cruzados de

SIRIA Y LÍBANO

0,1140 £

Millas inglesas

o 20 40 60 f a 100

Las cruzadas

bajo la jurisdicción de sus propias repúblicas y el derecho

de importar y vender mercadería sin pagar impuestos.

Arsuf y Cesarea fueron llevados en iioi con ayuda genovesa.


Acre, fuertemente amurallado, capituló tres años más tarde como

resultado de los ataques de los barcos pisanos y genoveses. En mo

Beirut fue sitiada por tierra y mar durante once semanas y

luego irrumpió. En el mismo año, Sidón fue tomada con el

ayuda de una flota noruega de sesenta barcos. Baldwin extendido

su reino también hacia el sur, construyendo una formidable fortaleza,

Krak dc Montreal, al sur del Mar Muerto (1115), para amenazar

la ruta de las caravanas de Damasco a Egipto y Hejaz.

Los estados latinos del norte también se estaban expandiendo.

Raymond, que había puesto sus ojos en Trípoli desde que

pasó allí, regresó después de la captura de Jerusalén y

inició un asedio que se prolongó hasta 1109, para

años después de la muerte de Raymond. Trípoli se convirtió en la capital

de un condado, cuarto y último de los estados latinos. Latakia tenía

sido agregado en 1103 por Tancred a su tío capturado

principado de Antioquía y Apamea en 1106. Partes de

Cilicia también se incluyó en él de vez en cuando.

Durante el reinado de Baldwin II (1118-1131) el cruzado

estados alcanzaron su máximo aproximado, y los tres de


los principados del norte - Trípoli, Antioquía y Edesa -

debía lealtad nominal al rey de Jerusalén. Su

El notable éxito debe haber inspirado a los francos a pensar

confianza y optimismo. Pero en realidad el pro¬

los espectros no eran tan brillantes. Excepto en el norte y

al sur, el área se limitaba al litoral, un estrecho

Territorio cristiano sobre un fondo oscuro del Islam.

Ningún pueblo estaba a más de un día de marcha del enemigo.

Ciudades del interior, como Alepo, Hamah, Homs, Baalbek y

Damasco, nunca fueron conquistadas, aunque ocasionalmente as¬

salteó. Tiro fue arrebatado en 1124 a los fatimíes. Dentro de

en sus propios territorios, los francos estaban dispersos. Incluso en

Jerusalén y otras ciudades ocupadas nunca más formaron

que una minoría. Claramente, estados tan exóticos podrían mantener su

181

Siria
poseer solo mientras reciban un suministro constante de fresco

reclutas de casa y las fuerzas de la oposición no fueron

unificado bajo un liderazgo fuerte.

Su buena fortuna inicial al encontrar Siria dividida entre

emires débiles y mutuamente hostiles, algunos deseosos de apaciguar

los francos y tenerlos como aliados - no podría durar en¬

definitivamente, pero duró varias décadas. Cuando Duqaq

de Damasco murió (1104), el regente de su hijo Tughtigin

usurpó el poder y lo pasó después de su muerte a sus hijos,

que mantuvo Damasco independiente hasta 1154 alternativamente

luchando contra los francos y haciendo alianzas con ellos. Deshacerse-

Los herederos de Wan en Alepo eran incompetentes, y en 1117 la

ciudad pasó a manos de U-Ghazi, un turcomano que

gobernó Mardin. Era un guerrero temible contra el

Cruzados, pero nunca pudo obtener suficiente ayuda musulmana para

hacer daño permanente.

En 1128, Alepo fue anexada por otro turco guerrero,

Imad-al-Din Zengi de Mosul. En los años siguientes Zengi

añadió Hamah, Homs y Baalbek a su reino, y en


En 1144 arrebató Edesa a los francos. Su caída marca el

comienzo del cambio de tendencia a favor del Islam. Sobre

el lado europeo provocó la llamada segunda cruzada

(1147-1149) - La clasificación habitual de las Cruzadas, cómo¬

nunca, en un número fijo de campañas es artificial, ya que la

corriente era algo continua y la lnea de demarcación

catión no fuertemente dibujado. Una división más satisfactoria

sería en primer lugar un período de conquista latina que se extiende a

1144; segundo, un período de reacción musulmana inaugurado por

Zengi y culminando con las brillantes victorias de Saladino;

y tercero, un período de pequeñas guerras, que coincide aproximadamente con la

siglo XIII, en el que los ayubíes y los mamelucos

calculado y que terminó en expulsar a todos los cruzados de la

tierra.

A la muerte de Zengi (1146), la tarea de promover el Islam

la causa pasó a su hijo Nur-al-Din Mahmud. La cruzada

dirigido por Luis VII de Francia y Conrado III de Alemania,

182
Las cruzadas

fracasó miserablemente. Más capaz que su padre, Nur-al-

Din en 1154 arrebató Damasco al nieto de

Tughtigin, eliminando así el último búfer entre Jeru¬

Salem y Zengid, que ahora se extendía desde

Mosul a Hawran. Al darse cuenta de la condición decrépita del

Los fatimíes y la ventaja de colocar a Jerusalén donde

podría aplastarse entre una muela de molino superior e inferior,

Nur envió a un hábil general kurdo llamado Shirkuh a

Egipto. Aquí lo logró en 1169, a través de diplomáticos

y victorias militares, para persuadir al califa fatimí al-

Adid para nombrarlo visir. Dos meses después de su investidura

Skirkuh murió y su manto cayó sobre el hijo de su hermano, Salah.

al-Din Yusuf ibn-Ayyub (rectitud de la fe, hijo de José

of Job), conocido por nosotros como Saladin.

Saladino nació en 1138 de padres kurdos en Takrit.

en el Tigris. Cuando cumplió un año se mudó con la familia


a Baalbek, sobre el cual su padre Ayyub había sido designado

comandante de Zengi. El joven, al principio de mala gana, em¬

ladró sobre una carrera militar dedicada a la persecución de tres

objetivos: reemplazar el Islam chiita por el sunita en Egpyt,

uniendo Egipto y Siria bajo un solo cetro y presionando el

guerra santa contra los francos. El primero resultó ser el

más fácil de realizar. Cuando al-Adid yacía en su lecho de muerte en 1171,

Saladino como visir simplemente sustituyó en la oración del viernes el

nombre del califa abasí contemporáneo al-Mustadi. Por lo tanto

llegó a su fin el califato fatimí. Por increíble que sea

parece, el cambio trascendental se efectu sin siquiera c el

empalme de dos cabras '. De este modo, Saladin se convirtió en el único

gobernante de Egipto. La segunda ambición se realizó en 1177.

cuando falleció su soberano sirio Nur-al-Din. Unos pocos

compromisos menores arrebataron Siria de las manos de los

hijo de once años de Nur-al-Din. Con los dos primeros goles

alcanzado, el tercero entró en el rango de posibilidad.

Como adjuntos de Egipto, Cyrenaica y Hejaz inmediatamente

se convirtió en parte del nuevo dominio ayubí en ascenso. Saladin

el hermano mayor Turan-Shah agregó Nubia y Yemen. En


n 183

Siria

1175 el califa abasí a petición de Saladino le concedió un

diploma de investidura sobre todas estas tierras, otorgando así

lejos lo que en realidad no era suyo para dar, sino lo que era

halagándole que no se niegue. La incorporación de parte superior

Mesopotamia (excepto Mosul) completó el sultanato.

El sueño de Nur-al-Din de envolver a los francos y aplastar

ellos hasta la muerte se estaba convirtiendo en una realidad a través del logro¬

menciones de su sucesor más ilustre.

Por fin, Saladino pudo concentrarse en "los infieles".

La hora de peligro para el reino latino llegó cuando, después de un

asedio de seis días, Tiberíades cayó y el ejército musulmán se trasladó a

cortar las fuerzas francas bajo los testarudos e incomprensibles

petente rey de Jerusalén, Guy de Lusignan, en Hattin, sobre¬

mirando el Mar de Galilea. Allí se unió la batalla


3 al 4 de julio de 1187. El calor era intenso. Agotado de

la larga marcha y enloquecidos de sed, la pesada armadura

Los francos estaban rodeados de musulmanes con armaduras ligeras y

sometido a una incesante lluvia de flechas. De los 20.000

los caballeros y la infantería sólo escaparon unos pocos; el resto fueron

sacrificado o capturado. Destacado entre los cautivos

era Guy de Lusignan, que fue recibido como correspondía a su rango

por el sultán magnánimo y caballeroso.

La destrucción en el día de Hattin de los francos

ejército, que comprendía, además de la guarnición de la capital,

tintes de los otros estados, sellaron el destino de los latinos

Reino. Después de una semana de asedio, Jerusalén capituló

2 de octubre. El trato de Saladino a la población franca

contrasta fuertemente con el trato otorgado a los

Musulmanes ochenta y ocho años antes. Los que pudieron

el rescate ellos mismos lo hizo individualmente; los pobres eran

permitió cuarenta días para cobrar una suma global para el rescate y el

el resto fueron vendidos como esclavos. Las tierras de los francos evacuados

fueron comprados por tropas y cristianos nativos. De

Jerusalén, la marea de la conquista continuó, envolviendo a todos los


Explotaciones francas excepto Tiro, Trípoli, Antioquía y algunas

castillos.

184

Las cruzadas

La pérdida de Jerusalén despertó a Europa e inspiró la

'tercera cruzada 5. En él participaron los tres más poderosos

soberanos de Europa occidental, Federico Barbarroja de

Alemania, Felipe Augusto de Francia y Ricardo León-

Corazón de Inglaterra. La leyenda y la historia han colaborado

para hacer esta campaña, con Richard y Saladin como su

héroes principales, uno de los verdaderamente espectaculares y románticos

episodios en los anales occidentales y orientales.

Frederick tomó la ruta terrestre y se ahogó al cruzar

un río en Cilicia. Desanimados, muchos de sus seguidores


regrese a casa. Philip y Richard se unieron a Guy para sitiar

Acre, que cayó en julio de 1191 después de un asedio de dos años que

presenció espectaculares hazañas de valor en ambos lados. En¬

incluidas en las condiciones de la rendición estaban la restauración de

la 'verdadera cruz 5, capturada en Hattin, y la liberación de la

guarnición en el pago de 200.000 piezas de oro. Pero el

el dinero no se pagó en un mes y el Corazón de León ordenó

los dos mil setecientos cautivos sacrificados. Después

tediosa pero inconclusa escaramuza, la paz finalmente se concluyó

incluido en noviembre de 1192 sobre la base general de que la costa

de Tiro hacia el sur pertenecía a los latinos y el interior

a los musulmanes y que los peregrinos cristianos

no ser molestado. Palestina fue dividida. Richard ordenó

Siria se despidió y se dirigió a casa, solo para ser capturado y

retenida para pedir rescate por un soberano cristiano. A principios de marzo

Al año siguiente, Saladino murió de fiebre, a los cincuenta y cinco años.

Su tumba, todavía en pie junto a la mezquita omeya, es una

de los santuarios más venerados de Damasco.

Más que un guerrero y campeón del Islam ortodoxo,

Saladino fue un constructor y un mecenas del aprendizaje. Como su


predecesor Nur-al-Din fundó escuelas, seminarios y

mezquitas tanto en Egipto como en Siria. Los vastos tesoros de

la corte fatimí que cayó en sus manos en el derrocamiento

del califato que distribuyó entre sus hombres, manteniendo

nada para él. La herencia de Nur-al-Din 5 se transfirió

intacto al hijo del gobernante fallecido. La finca del propio Saladino

185

Siria

la izquierda ascendió a cuarenta y siete dirhems y un dinar de oro,

pero el recuerdo que dejó sigue siendo un tesoro invaluable en el

herencia del Oriente árabe. El recuerdo de su caballerosidad es

casi igualmente apreciado en Europa, donde ha tocado el

fantasía tanto de los juglares ingleses como de los novelistas modernos.

Con la muerte del gran héroe del Islam, el tercero

comienza el período de la historia de las Cruzadas, el de la disensión y


pequeñas guerras que abarcan un siglo. A lo largo del decimotercer

El sentimiento público europeo del siglo XXI permaneció indiferente a

estas campañas. La mayoría de estos eran comercialmente

que por motivos religiosos y dirigidos contra Con¬

stantinople, Egipto y Túnez en lugar de Siria. los

Los musulmanes tambin haban perdido el espritu de la guerra santa, el

liderazgo y dominio unido. Hermano de Saladin

Adil antes de 1200 adquirió la soberanía sobre Egipto y

el sur de Siria, pero siempre trató de mantener cordial

relaciones con los francos con el fin de promover la paz y

comercio con las ciudades italianas.

Sólo en Alepo los descendientes lineales de Saladino retuvieron

poder. De al-Adil brotaron ramas ayubíes que

reinó en Egipto, Damasco y Mesopotamia. Otro

surgieron sucursales en Homs, Hamah y Yemen. En el

curso de las consiguientes turbulencias dinásticas una tras otra de

Las conquistas de Saladino: Beirut, Safad, Tiberias, incluso Jeru¬

salem (1229) - volvió a manos francas. Jerusalén fue

entregado por el hijo de al-Adil, al-Kamil (1218-1238) a

Federico II, rey de Sicilia, de acuerdo con un mandato de diez años


tratado en el que al-Kamil garantizó la ayuda de Federico

contra sus enemigos, la mayoría de los cuales eran ayubíes. En 1244,

sin embargo, el sobrino de al-Kamil, al-Salih utilizó un contingente

de turcos desalojados por Genghis Khan para restaurar la ciudad a

Islam. En cualquier caso, los francos no estaban en condiciones de

capitalizar la disensión musulmana. Ellos mismos estaban en

mala situación, con rivalidades entre genoveses y

Venecianos, celos entre templarios y hospitalarios

y riñas entre líderes. En estas disputas no fue

186

Las cruzadas

más inusual para un lado para asegurar la ayuda musulmana contra el

aparte de que era para los musulmanes asegurar la ayuda cristiana contra

otros musulmanes.

Después del fracaso de la 'sexta Cruzada 5 y su liberación


del cautiverio en 1250, el rey Luis IX de Francia pasó cuatro

años en Siria, donde fortificó Jaffa, Cesarea, Acre y

Sidón. De todos los líderes cruzados, Luis fue el personaje más noble

acter y más tarde fue hecho santo. Un nuevo e inesperado

El peligro, sin embargo, ahora amenazaba: las hordas mongoles

inundando el norte de Siria y avanzando hacia el sur. Con¬

Actualmente, los ayubíes estaban siendo reemplazados por mamelucos.

gobernantes, que se discutirán en el próximo capítulo. El cuarto

Mamluk, Baybars (1260-1277), comprobó el primer avance de

los mongoles en Palestina, virtualmente destruyó el armenio

reino de Cilicia, recuperó a los mongoles 5 con¬

misiones, reunió Egipto y Siria y luego fue capaz de

perseguir la guerra santa. Además de los castillos en poder del

órdenes militares - Templarios y Hospitalarios - recuperó

Cesarea, Arsuf, Safad, Jaffa e incluso (1268) Antioquía,

donde 16.000 personas fueron pasadas a espada y 100.000

presuntamente llevado al cautiverio. La ciudad misma, con su antigua

ciudadela e iglesias de renombre mundial, fue entregada a la

llamas, un golpe del que nunca se ha recuperado.

La caída de Antioquía, segundo de los estados latinos en ser


fundado, tuvo un efecto desmoralizador. Un número de menores

Las fortalezas latinas fueron abandonadas apresuradamente. En 1271 el

Krak dcs Chevaliers fuertes y estratégicamente ubicados, director

fortaleza de los Hospitalarios y sigue siendo la más admirablemente pre¬

sirvió de todos los castillos cruzados, se rindió después de un breve asedio.

Fortalezas montañosas similares pertenecientes a los Asesinos,

aliados de los Hospitalarios, ahora se redujeron y las treguas fueron

arreglado con las grandes fortalezas costeras, plantadas para controlar

la carretera y los puertos marítimos y para defenderlos contra la

flota basada en Egipto.

Los Asesinos fueron una orden ismailita extremista fundada

en 1090 y basado en la fortaleza de Alamut en el norte

187

Siria

Persia. Su nombre se deriva del hachís (marihuana),


el cáñamo embriagador bajo la influencia de la que alimentan

Posiblemente cometió sus asesinatos. La orden era un secreto

organización encabezada por un gran maestro debajo del cual estaba

a priori seguidos por propagandistas. Cerca del fondo estaban los

devotos listos para ejecutar a toda costa el gran maestro

pedidos. Los devotos hicieron uso libre y traicionero de la

daga contra cristianos y musulmanes por igual; ellos hicieron

asesinato un arte.

Casi al mismo tiempo que los cruzados estaban entrando

Siria desde el noroeste, los Asesinos entraban desde

el noreste. Su primer colaborador importante fue el

Seljuk amir Ridwan de Aleppo. Esfuerzos para hacerse con el control de

las ciudades fracasaron, al igual que las de los drusos. Hacia 1140 habían adquirido

varias fortalezas en el norte montañoso de Siria, donde

entre 40.000 y 60.000 obedecieron las órdenes del sirio

gran maestro en Misyaf. Durante treinta años, comenzando aproximadamente

En 1162, este alto cargo fue ocupado por Rashid-al-Din Sinan.

Los asesinos hicieron dos intentos contra la vida de Saladino y

mató, entre otros, a Raymond II de Trípoli y a Conrad de

Montferrat, rey titular de Jerusalén. En 1172 Sinan envió


enviados al rey de Jerusalén para discutir la posibilidad de

conversión de sus hombres al cristianismo. Esto era

en consonancia con la práctica del disimulo prescrita por

principios ultra-chiítas. Temiendo la pérdida del tributo que el

Los asesinos estaban entonces pagando a los Templarios, estos caballeros

asesinó a los enviados. Durante su estancia en Acre, Luis IX

intercambió regalos con el gran maestro actual, pero el

El poder de los asesinos en el siglo XIII era menor que en el

duodécimo. Con la destrucción de Baybars de sus fortalezas, que

durante años había protegido la intriga y el asesinato, el sirio

El poder del asesino fue aplastado para siempre.

El trabajo iniciado por Baybars contra los francos fue

continuado por su sucesor igualmente enérgico y celoso

Qalawun (1279-1290). La fortaleza hospitalaria de al-Marqab

cedido en 1285 y sus defensores fueron escoltados a Trípoli,

188
Las cruzadas

la ciudad más grande todavía en manos de los francos. En 1289 Trípoli también

cayó y fue nivelado al suelo. En medio de los preparativos

contra Acre, el único lugar de importancia militar que queda,

Qalawun murió y fue sucedido por su hijo al-Ashraf, quien

invirtió Acre durante más de un mes, utilizando noventa y dos catapultas,

antes de asaltarlo el 18 de mayo de 1291. Él masacró a su

Defensores templarios en violación de un salvoconducto que había

concedido. La captura de Acre selló el destino de los

pocos pueblos costeros restantes. Tiro fue abandonado en el

mismo día y Sidón el 14 de julio. Beirut capituló el

21 de julio y Tortosa el 3 de agosto. Athlith, abandonada por su

Templarios, fue demolido unos días después. Solo en el

islote de Arwad frente a Tortosa donde los Templarios pudieron sostener

por once años más. Con la rendición de Arwad el

Cayó el telón sobre la última escena del drama más espectacular

en la historia del conflicto entre Oriente y Occidente.

Rica en incidentes pintorescos y románticos, las Cruzadas

fueron bastante decepcionantes en cuanto a logros intelectuales y culturales


ment. En general, significaron mucho más para Occidente en

en términos de influencias civilizadoras que en Oriente.

Abrieron nuevos horizontes: industrial, comercial y

colonial - ante los ojos de los europeos. Los estados que

construidos en Siria corresponden a adquisiciones coloniales modernas.

El comerciante o peregrino en lugar del soldado que regresó.

fue el principal portador de cultivo. En Oriente dejaron un

legado de mala voluntad entre musulmanes y cristianos los efectos

de los cuales aún se notan.

La cultura islámica en la época de las Cruzadas ya estaba

decadente en Oriente. Durante algún tiempo había dejado de ser

una fuerza creativa. En ciencia, literatura, filosofía, todos sus

grandes luces se habían atenuado. Además, los francos les¬

los yoes estaban en un nivel cultural inferior. Ani nacionalista

mosidades y prejuicios religiosos frustraron el libre juego de

fuerzas interactivas entre ellos y los musulmanes y la izquierda

ellos en ningún estado de ánimo receptivo. No es de extrañar, entonces, que

conocer sólo un trabajo científico importante realizado desde el árabe hasta

189
Siria

Latín durante todo el período, un tratado médico de al-

Majusi traducido en Antioquía en 1127 por un pisano. Otro

obra traducida en Antioquía (1247) fue El secreto de los secretos,

un tratado pseudo-aristotélico sobre ciencia oculta que tenía un

muy de moda a finales de la Edad Media. Hospitalización sistemática

en Occidente probablemente recibió un nuevo estímulo de

Oriente, donde el gran hospital de Nur-al-Din en Damasco

guió el camino. Varios hospicios y hospitales, principalmente

para los leprosos, comenzó a aparecer en la Europa del siglo XII.

En la literatura la influencia fue aún más leve y más

difícil de detectar. Historias, incluidas algunas de persa y

Origen indio, se transmitieron y aparecen extrañamente alterados

en la Gesta Romanorum y otras colecciones. De Chaucer

Squieres Tale tiene un antecedente de Las mil y una noches; De Boccaccio

Decameron contiene una serie de cuentos derivados oralmente de


fuentes orientales. La leyenda del Santo Grial conserva elementos

de indudable origen sirio.

En Siria, los francos aprendieron el uso de la ballesta, la

el uso de cota de malla más pesada por caballero y caballo, el empleado¬

mento del tabor y nakcr en bandas militares, el transporte

de inteligencia militar por palomas mensajeras y el uso del fuego

para señalización nocturna. También adquirieron la práctica de

la celebración de torneos entre caballeros vistiendo distintivos

dispositivos heráldicos. El águila bicéfala, la flor de lis,

la roseta y otros emblemas fueron tomados de musulmanes

enemigos. Muchos mamelucos llevaban nombres de animales, cuyas imágenes

blasonaban en sus escudos, al igual que su imi¬

tators. 'Azure' y otros términos heráldicos tienen un árabe

origen.

La orden de los Templarios, que, con la del Hospital¬

lers, fue el enfoque más cercano de los cruzados para armonizar la guerra

y la religión, un antiguo logro en el Islam, siguió en

su organización un patrón similar al de los Asesinos.

Al final de la orden cristiana estaban los hermanos laicos,


escuderos y caballeros, correspondientes a los asociados,

devotos y camaradas. El caballero vestía un manto blanco

190

Las cruzadas

con una cruz roja, el camarada Asesino un manto blanco

con una gorra roja. También había una orden de caballería árabe

que fue reformado y patrocinado por el abasí al-Nasir

(1180-1225). El iniciado también fue llamado camarada y

Llevaba pantalones distintivos. El hermano de Saladin, al-Adil y al-

Los hijos de Adil usaban estos pantalones y pueden haber pertenecido al

rama siria activa de esta orden.

Los restos más conspicuos de las cruzadas en Siria

son los muchos castillos que aún coronan sus colinas. Entonces ven

las iglesias. En las iglesias, los francos emplearon la

estilos románicos y góticos familiares pero añadidos bizantinos


y motivos de decoración sirios. La Iglesia del Santo

El Sepulcro y la Cúpula de la Roca fueron imitados en

varios edificios eclesiásticos del tipo 'templo redondo'

en Inglaterra, Francia, España y Alemania. Mucho de

Desde entonces, las iglesias de los cruzados se han convertido en mezquitas.

Entre estos se encuentran la gran catedral de Tiro, la iglesia en

Sidón erigido por los hospitalarios, la catedral de Beirut

y el de Tortosa, el más bonito y mejor conservado

de todo. Esta estructura, que fue objeto de peregrinación,

se inició en 1130 y albergaba un cuadro supuestamente pintado

por Lucas y un altar sobre el cual Pedro supuestamente celebró

la primera misa.

Durante muchas generaciones antes de las Cruzadas, los peregrinos

frecuentaba Tierra Santa y los comerciantes visitaban el este

orillas del Mediterráneo. El movimiento cruzado

fuerzas aceleradas ya en funcionamiento y popularizadas en

Productos orientales de Europa, algunos de los cuales deben haber sido

previamente conocido. El problema de rastrear los orígenes es más

complicado por el hecho de que mientras el puente sirio estaba

abiertos al tráfico otros dos puentes, el siciliano y el


Españoles, también estaban en funcionamiento, lo que dificultaba

para determinar la ruta exacta tomada por cualquier particular

mercancía.

Mientras estaban en Siria, los francos fueron introducidos o adquiridos

el gusto por ciertos productos autóctonos y tropicales con los que

191

Siria

luego se abastecieron los mercados de Siria. Entre esos productos

eran sésamo, mijo, arroz (<arizz)> limones (laymun), melones

y albaricoques, a veces llamados ciruelas de Damasco. los

Capital siria especializada en aromas dulces y rosa de damasco.

Attars y aceites volátiles aromáticos, de origen persa, incienso

y otras gomas aromáticas de Arabia, junto con otras

las especias, los perfumes y los dulces se convirtieron en favoritos. Clavos de olor

y aromáticos similares, pimienta y otros condimentos, alumbre,


aloe y varias drogas encontraron su camino en el europeo

cocina y tienda. En Egipto, el jengibre se añadió al

Menú cruzado. Más importante que todos estos artículos

era azúcar (sukkar), con cuya caña los francos

se familiarizaron en la llanura marítima libanesa.

Los comerciantes árabes habían introducido la caña de azúcar de la India o

Asia sudoriental, donde originalmente debió haber crecido

salvaje. Antes de las Cruzadas, la miel era el ingrediente utilizado.

por los europeos para endulzar alimentos y medicinas. Con

el azúcar fue una variedad de refrescos, dulces y caramelos

(qandah).

En materia de moda, confección y decoración del hogar nuevos

los deseos también se agudizaron si no se crearon. Los francos

se convenció de que no solo los alimentos nativos sino también los nativos

la ropa era preferible. Los hombres comenzaron a dejarse crecer la barba, usar

túnicas sueltas y se cubren la cabeza con mantos. Mujeres

vestía una gasa oriental adornada con lentejuelas y se sentaba en

divanes, escuchando el laúd y rebab; incluso se velaron en

público. Regresaron guerreros, peregrinos, marineros y comerciantes

con alfombras, tapices y tapices, que había sido un accesorio


en los hogares del Cercano Oriente desde tiempos inmemoriales. Tejidos

como damasco (de Damasco), muselina (de Mosul), tafetán,

el terciopelo, la seda y el satén llegaron a ser apreciados como nunca

antes de. Los lujos orientales se convirtieron en necesidades occidentales.

Los espejos de vidrio sustituyeron a los de acero. El rosario, de

De origen hindú, fue utilizado por cristianos sirios y luego sufíes.

Musulmanes antes de que llegara a manos de los católicos romanos.

Los peregrinos enviaron a casa relicarios de artesanía nativa

192

Las cruzadas

que sirvieron de modelo para los artesanos europeos. Arras y

otros centros europeos comenzaron a imitar artículos, alfombras y

tejidos de fabricación oriental. Con tela y metálicos

las mercancías fueron colorantes y nuevos colores como el lila (laylak),

carmín y carmesí (qirmizi). Trabajo oriental en alfarería,

También se imitó oro, plata, esmalte y vidrieras.


En los siglos XII y XIII la actividad marítima

y el comercio internacional se estimuló en un grado

alcanzado desde la época romana. La introducción de la com¬

paso, del cual presumiblemente los musulmanes hicieron el primer

uso práctico, fue una gran ayuda en la navegación. Antes de

Los musulmanes los chinos habían descubierto la propiedad directiva

de la aguja magnética. Entre los europeos italianos

Los marineros fueron los primeros usuarios de la brújula. El en¬

El flujo comercial mejorado creó nuevas demandas, una de las cuales fue

para obtener dinero en efectivo por parte de peregrino y cruzado. Esta

la demanda ayudó a establecer una economía monetaria y a aumentar

el suministro y circulación de moneda. Empresas bancarias

se organizaron en las ciudades repúblicas italianas con sucursales

oficinas en el Levante. También se sintió la necesidad de cartas de

crédito. Monedas de oro con inscripciones árabes fueron acuñadas por

los latinos. Los primeros cónsules registrados en la historia fueron

Genoveses acreditados ante Acre en 1180. Presidieron

tribunales genoveses locales, testigos de contratos de focas, testamentos y

hechos, identificó a los recién llegados de sus nacionales, resolvió dis¬

putes y, en general, desempeñó funciones análogas a las


de los cónsules modernos en el Cercano Oriente.

Durante las Cruzadas, los períodos de paz, debería ser

recordado, fueron de mayor duración que los períodos de

guerra. De este modo se brindó una amplia oportunidad para forjar

lazos amistosos entre orientales y occidentales. Una vez

la barrera del idioma fue eliminada, el Frank debe haber

descubrió que, después de todo, el musulmán no era el idólatra que

se pensaba que era y que él compartía en el judeocristiano

y herencia grecorromana de los europeos. Escuchamos de

muchos cruzados que aprendieron árabe, pero ningún árabe que

i93

Siria

hablaba francés o latín. La tolerancia, amplitud de miras

y tendencia a la secularización que generalmente resultan de

mezcla de hombres de diferentes religiones y culturas parece en este


caso de haberse acumulado en Occidente en lugar de en Oriente

sociedad. A nivel social y económico, los cristianos y

Los musulmanes se mezclaban libremente, comerciaban con caballos, perros y halcones, ex¬

cambiaron salvoconductos e incluso se casaron entre ellos. Un nuevo

la progenie de madres nativas surgió y fue designada

Pullani. Muchos libaneses y palestinos modernos han

heredó ojos azules y cabello rubio, mientras que ciertos cristianos

familias han conservado tradiciones o nombres que sugieren

Orígenes europeos.

En sus memorias Usamah ibn-Munqidh (1095-1188) da

la imagen más clara de primera mano de la asociación interreligiosa. A

amigo de Saladino, Usamah defendió su pintoresco antepasado

castillo en el Orontes, Shayzar, contra Asesinos y Francos.

Este castillo nunca cayó en manos de los cruzados. El mismo

fraternizado con francos en tiempo de paz. Para el el

relaciones sexuales comparativamente libres entre los francos,

están desprovistos de todo celo y celos ', fueron simplemente impactantes.

Sus métodos de prueba por agua y duelo estaban lejos

inferior al procedimiento judicial musulmán de la época.

Por el contrario, su sistema de medicación era especialmente tosco.


Dos miembros de una familia franca en al-Munaytirah fueron

tratado adecuadamente por un médico cristiano nativo hasta que un

European fue convocado. Este último puso la pierna enferma

de uno de los pacientes en un bloque de madera y ordenó a un caballero

córtalo de un golpe del hacha. Luego se afeitó el

la cabeza del otro paciente, una mujer, hizo un profundo cruciforme

incisión en él y frotó la herida con sal - para conducir

fuera del diablo. Ambos pacientes fallecieron en el acto. los

médico nativo, él mismo el narrador de la historia, con¬

incluye estas palabras: 'Entonces les pregunté si

mis servicios ya eran necesarios, y cuando respondieron

en negativo volví a casa, habiendo sabido de su

medicina lo que no sabía antes. *

194

Las cruzadas
En general, los efectos de las Cruzadas en Siria fueron

desastroso. Las ciudades habían sido destruidas y los puertos

desmantelado todo era ruina y desolación. Musulmán disidente

elementos, que comprenden chiítas, ismailitas y nusayris, que

luego, según se informa, superaba en número a los sunitas y tenía en

Varias ocasiones comprometieron su lealtad al ayudar a los francos,

ahora fueron diezmados. Su remanente buscó refugio en

Líbano central y Biqa. El mameluco al-Ashraf

exigido de la conformidad externa de Druzc a sunnita

Islam, pero la conformidad no duró mucho. Baybars forzado

los Nusayris para construir mezquitas en sus aldeas, pero podría

no los obligue a rezar en ellos. En cambio, usaron el

edificios como establos para su ganado y bestias de carga.

En pos de la política de 'tierra arrasada' sultanes mamelucos

metódicamente devastado el Líbano. Chiítas de Kisrawan

la región fue reemplazada por kurdos y turcomanos; Maronitas

desde el norte empujó más tarde para cubrir la vacante. los

La defensa de Beirut contra las incursiones marítimas recurrentes

confiado en 1294 por los sultanes a los emires de la familia Buhtur,

uno de cuyos miembros nos dejó el relato más detallado de

el período. Luego, el Líbano se volvió menos orientado hacia el oeste;


asumió el aspecto general que ha mantenido hasta

tiempos modernos. De hecho, toda Siria tenía para entonces casi

todos los elementos de la civilización que poseía hasta principios

siglo XIX, cuando una nueva ola de ideas occidentales

y elementos culturales comenzaron a romperse en su orilla.

Los cristianos nativos sufrieron nada menos que cismáticos

Musulmanes. Se engendró una cierta hostilidad entre

los cristianos sirios y sus vecinos musulmanes que fue

rara vez se ha logrado antes y eso aún no ha disminuido por completo.

La ayuda activa brindada a los cruzados por los cristianos nativos

condujo a represalias despiadadas que rara vez discriminaban entre

colaboradores activos y sus correligionarios inocentes. En

Líbano, los maronitas fueron acordados por los latinos todos los

derechos eclesiásticos y civiles que pertenecían a los miembros de

la Iglesia Católica Romana, aunque la unión real no fue

195
Siria

efectuada hasta el siglo XVIII. Después de Saladin

captura de Beirut (1191) miles de maronitas emigraron

a Chipre, donde aún viven dos mil de sus descendientes,

pero los que se quedaron se convirtieron en lo que puede ser considerado

sidered la iglesia nacional del Líbano. Esta iglesia todavía

conserva su liturgia siríaca y su sacerdocio no célibe,

a pesar de sus vínculos con Roma. El censo de 1952 da el número

de los maronitas en el Líbano como 377,544, más que cualquier otro

cuerpo religioso en esa república. Emigrantes maronitas recientes

han llevado su rito a Italia, Francia, el norte y el sur

América, Australia y otras partes del mundo civilizado.

Las comunidades armenia y jacobita en la cruzada¬

Asimismo, este período entabló relaciones amistosas más estrechas que

nunca antes con los latinos, pero el acercamiento no condujo a ninguna

Unión. Ambas iglesias, como la copta, están en¬

descendientes dependientes del rito monofisita. los

triunfo de la iglesia de los sirios sobre los de Armenia,

Egipto y Etiopía fue otro logro conspicuo


de la sociedad y la cultura sirias. Los tres usaron sus respectivos

lenguas vernáculas en sus liturgias y sobrevivieron principalmente como

vehículos del espíritu nacional que reaccionan contra la dominación extranjera

ción, el remanente jacobita en Siria y el Líbano, que

Prefiero ser designado como Viejo sirio, tener un patriarcal

asiento en Homs. Los que en los últimos tiempos se sumaron

la Iglesia Católica Romana forma la Católica Siria

iglesia con su sede patriarcal en el Líbano. El armenio

La iglesia ortodoxa tiene una rama similar de Uniat.

La iglesia del este de Siria, llamada Nestoriana por Roman

Los católicos como un estigma de herejía en contraposición a

aquellos de sus miembros que se unieron a Roma como Uniats y

se conoció exclusivamente como caldeos - no participó activamente en

Siria medieval, ya que su patriarca se había trasladado a Bagdad en

762 y sus incomparables esfuerzos misioneros habían sido dirigidos

hacia el este en Asia Central, India y China. Su cultural

Las huellas son todavía visibles en los caracteres siríacos en los que

El mongol y el manchú fueron escritos y en la técnica y

196
Las cruzadas

decoración de encuadernación en Turkestán. El este de Siria

La iglesia estuvo representada al comienzo del primer mundo.

Guerra por 190.000 miembros domiciliados en y alrededor de la

bordes de Kurdistán. Los que sobrevivieron se trasladaron a Irak.

y Siria y se les dio el apelativo asirio principalmente por

Misioneros anglicanos.

Las iglesias sirias orientales y occidentales con sus

las ramificaciones no abarcaron a todos los cristianos sirios. Allí

quedó un pequeño cuerpo que sucumbió bajo el impacto

de la teología griega de Antioquía y Constantinopla y

aceptó los decretos del Concilio de Calcedonia (451).

De ese modo, esta comunidad aseguró la ortodoxia y no solo

escapó de la excomunión pero obtuvo protección, incluso

mecenazgo, de la iglesia estatal y de la ciudad imperial. Por

forma de reprochar a sus oponentes siglos más tarde apodado


ellos Melkitcs, realistas. Las filas de Melkitc deben haber sido

reclutados principalmente de habitantes de la ciudad y descendientes de

Colonos griegos. Gradualmente, el griego reemplazó al siríaco como el

El lenguaje del ritual y la liturgia siríaca dieron lugar a la

Bizantino. En el período de las Cruzadas, los melquitas com¬

comunidad sufrió mucho. Sus descendientes sirios principalmente

mantener un patriarcado en Damasco y otro en Jerusalén

y ahora se conocen como ortodoxos griegos. En años recientes,

curiosamente, 'Melkite 5 se ha empleado exclusivamente

para designar a los cristianos extraídos de la iglesia ortodoxa

y adscrito a Roma. Su patriarca mantiene un residuo

en Egipto y otro en el Líbano. En la actualidad ellos

aproximadamente la mitad de la comunidad ortodoxa,

estimado en 230.000. La mayoría de los católicos griegos

y de los ortodoxos griegos viven en Siria en lugar de en

Líbano.

El espíritu de guerra santa que animó a los mamelucos en

sus contra-cruzadas parecen, después de su triunfo inicial,

han sido canalizados contra los cristianos egipcios y sirios.

Hacia el final de su reinado, Qalawun emitió edictos excluyendo


sus súbditos cristianos de las oficinas gubernamentales. En 1301

i97

Siria

al-Nasir reactivó las viejas leyes discriminatorias que exigían

Cristianos y judíos deben usar vestimenta distintiva y abstenerse

de montar a caballo y en mula y con candado a muchos cristianos

iglesias. Esta ola de sentimiento anticristiano es más

reflejado en la literatura contemporánea. Discursos

las opiniones legales y los sermones inflamaron el antagonismo popular.

Los escritos del teólogo sirio ibn-Taymiyah (1263-

1328) encarnan el espíritu reaccionario de la época. Nacido en

Harran, ibn-Taymiyah floreció en Damasco, donde

levantó la voz en alto en condena de la adoración de los santos, jura

y peregrinaje a los santuarios. Sus principios fueron posteriormente adoptados

por los wahabíes, que hoy dominan a los religiosos y

vida política de Arabia Saudita.


Otro tipo de literatura floreció ahora que puede ser

denominada contrapropaganda. Exaltó las virtudes de

Jerusalén, recomendó la peregrinación e insistió en que

Mahoma había proclamado la oración en su mezquita mil

veces más meritorio que en cualquier otro, excepto, de

Por supuesto, los dos de La Meca y Medina. Junto a esto

género surgió una forma de romance histórico ensalzando la

hazañas, reales o imaginarias, de algún héroe musulmán.

Saladin, Baybars y Ant a rah se convirtieron en los héroes de tales

romances. Antarah era un poeta-guerrero preislámico, pero su

El romance, juzgado por sus últimas alusiones históricas, fue

ceived en Siria a principios del siglo XII. Cuentacuentos

en los cafés de El Cairo, Beirut, Damasco y Bagdad

sacando sus cuentos de él y el romance de Baybars

atraer audiencias más grandes que cuando se recitan discursos de la

Noches árabes .

Un subproducto interesante de las Cruzadas fue la inicia¬

ción de la obra misionera cristiana entre los musulmanes. Con¬

vinieron, por el fracaso de estas guerras, de la inutilidad de la


método militar en el trato con los musulmanes, hombres reflexivos

comenzó a abogar por la concentración en métodos pacíficos.

Raymond Lull (muerto en 1315), un eclesiástico catalán, fue el

primeros europeos para enfatizar los estudios orientales como un instrumento

198

Las cruzadas

de una campaña pacífica en la que la persuasión debería reemplazar

violencia. Él mismo estudió árabe de un esclavo y enseñó

eso. Con Raymond, el espíritu cruzado se convirtió en un nuevo

canal: convertir al musulmán en lugar de expulsar o

exterminándolo. La orden carmelita, todavía activa en el

área, fue fundada en 1154 por un cruzado en ese país

y el nombre de una de sus montañas. A principios del decimotercer

otras dos órdenes monásticas, la franciscana y la

Dominicanos, fueron fundados y sus representantes fueron

estacionado en muchas ciudades sirias. En los últimos años de eso


siglo Beirut tenía una gran iglesia franciscana. En 1219 el

fundador de la orden franciscana, San Francisco de Asís, visitó

la corte ayubí de Egipto y celebró una infructuosa

discusión con al-Kamil. Un obispo dominico, William

de Trípoli, escribió en 1270 uno de los tratados más eruditos

en la época medieval sobre los musulmanes, destacando puntos en

que el Islam y el cristianismo concuerdan y defienden la misión¬

aries en lugar de soldados para emprender la recuperación de la

Tierra Santa.

199

AYYUBIDS Y MAMUKS
Cuando Saladino murió en 1193, el sultanato construido por él,

que se extendía desde el Nilo hasta el Tigris, se dividió entre

sus herederos, ninguno de los cuales heredó su genio. Su hijo al-

Afdal le sucedió en el trono de su padre en Damasco, pero en

1196 fue reemplazado por su tío al-Adil de Egipto. En 1250

la rama de Damasco se incorporó a la de Alepo,

sólo para ser barrido después de una década por el ava¬

lanche de Hulagu. El segundo hijo de Saladin, al-Aziz, siguió

su padre en el trono egipcio, pero el hijo de al-Aziz fue sup¬

plantado en 1198 por el mismo al-Adil, quien en ambos casos tomó

ventaja de la disensión entre sus sobrinos. Era

estas disputas dinásticas que ofrecieron a los francos una oportunidad

sintonía para recuperar parte de su territorio perdido. Tercero de Saladino

su hijo, al-Zahir, sucedió a su padre en Alepo. Otro

Se fundaron sucursales en Hamah, Homs, Baalbek y al-

Karak (Krak de Montreal) y en Mesopotamia y Yemen.

De las muchas ramas ayubíes, la egipcia era la

jefe. Varias de esta línea ocuparon tanto El Cairo como Damasco.

Uno de ellos era el nieto de al-Adil, al-Salih Najm-al-Din,

que murió en 1249 dejando viuda a Shajar-al-Durr (el árbol


de perlas). Anteriormente un esclavo turco o armenio en el

harén del califa abasí, Shajar había sido liberado por al-

Salih después de haberle dado un hijo. Durante tres meses ella

mantuvo en secreto la noticia de la muerte de su marido, en espera de la

regreso de Mesopotamia de su hijo Turan-Shah, quien pronto

perdió la lealtad de sus esclavos (mamelucos) y fue asesinado

con la connivencia de su madrastra. El atrevido y

mujer enérgica se proclamó a sí misma reina de la

Musulmanes y durante ochenta días ejercieron soberanía exclusiva sobre

las tierras que habían producido a Zenobia y Cleopatra.

200

Ayyubíes y mamelucos

Incluso hizo acuñar monedas en su nombre y ella misma

mencionado en la oración del viernes.


Su antiguo maestro, el califa, dirigió una nota mordaz

a los emires de Egipto: 'Si no tienes un hombre que te gobierne,

avísanos y te enviaremos uno '. Ellos la eligieron

El comandante en jefe turco, Aybak, el sultán y ella salvó

un remanente de gloria al casarse con él. Aybak aplastó el

legitimista del partido ayubí de Siria, que se consideraban a sí mismos

derecho a gobernar Egipto, y se concentró en eliminar

rivales potenciales, pero pasó por alto a Shajar-al-Durr. Sobre

escuchar que Aybak (1250-1257) estaba contemplando otro

matrimonio, la reina lo hizo asesinar en su baño después de un

juego de pelota. Entonces llegó su turno. Apaleado hasta la muerte con

zapatos de madera de las esclavas de la primera vez que su marido

esposa, su cuerpo fue arrojado desde una torre en la ciudadela de El Cairo.

Aybak fue el primero de los sultanes mamelucos. Esta inusual

dinastía se extrajo del guardaespaldas esclavo de los ayubíes, un

oligarquía militar en una tierra extraña. Cuando uno de ellos murió,

a menudo no era su hijo quien le sucedía, sino un esclavo o un

mercenario suyo que había ganado distinción y eminencia.

Así el siervo de ayer se convertiría en el ejército

comandante de hoy y el sultán de mañana. Por casi


dos siglos y tres cuartos los sultanes esclavos dominaron

por la espada una de las zonas más turbulentas del mundo.

Generalmente incultos y brutales, sin embargo dotaron

El Cairo con algunos monumentos arquitectónicos de los que todavía

se jacta con razón. Otros dos servicios a la causa del Islam

fueron entregados por ellos: limpiaron Siria del remanente

de los cruzados y definitivamente comprobaron el temible

avance de las hordas mongolas de Hulagu y de Timur

(Tamerlán). Si no lo hubieran hecho, todo el sub¬

La historia posterior del sudoeste de Asia y Egipto podría haber

sido diferente.

Comprado originalmente en los mercados de esclavos de Musulmán

Rusia y el Cáucaso para formar la guardia personal de

los ayubíes al-Salih, los primeros mamelucos comenzaron una serie

201
Siria

que se divide en dos dinastías bastante diferentes, llamadas

Bahri (1250-1390) y Burji (1382-1517). El bahris

recibieron su nombre del Nilo (Bahr al-Nil), en un islote

en el que estaban sus barracones. En su mayoría eran turcos y

Mongoles; los burjis eran en gran parte circasianos. Su ascenso

fue seguida una década más tarde por el advenimiento de los mongoles.

Una vez más, Siria se convirtió en un campo de batalla de dos

potestades.

Recién llegado de la destrucción del califato de Bagdad

y el nido de Asesinos de Alamut, la horda mongol bajo

Hulagu, nieto de Genghis Khan, hizo su ominosa

aparición en el norte de Siria en 1260. La primera víctima fue

Alepo, donde cincuenta mil personas fueron pasadas a espada;

Hama sufrió un golpe similar. Damasco fue sitiada.

Latin Antioch se convirtió en un satélite mongol. Luis IX y

el Papa pensó que una alianza con los invasores ayudaría

en la lucha contra los musulmanes. El chamanismo fue el

religión oficial de los recién llegados - como lo era de su


primos los turcos, pero entre ellos había algunos cristianos

descendientes de conversos de los primeros misioneros sirios. Era

un general cristiano, Kitbugha, que invadió y devastó

la mayor parte de Siria. El mameluco reinante fue Qiituz (1259-

1260), un ex esclavo que había desplazado al hijo de Aybak y

ejecutó a los enviados de Hulagu. En una batalla en Ayn Jalut

(Manantial de Goliat), cerca de Nazaret, Baybars lideró la vanguardia

bajo Qutuz y administró una aplastante derrota a los

intrusos. Kitbugha cayó y el resto de su ejército fue

perseguido y expulsado de Siria. En reconocimiento a su

El servicio militar Baybars espera recibir a Alepo como un

feudo pero el sultán lo decepcionó. De camino a casa

de Siria, un conspirador se dirigió al sultán

y le besó la mano mientras Baybars lo apuñalaba en el cuello.

El asesino sucedió a su víctima.

Cuarto de la serie, Baybars (1260-1277) fue el primero

gran sultán, el verdadero fundador del poder mameluco y el

vencedor sobre mongoles y cruzados. También era un


202

Ayyubíes y mamelucos

gran administrador responsable de canales, mejora del puerto¬

servicios, correo rápido y obras públicas - renovación

de mezquitas, incluida la Cúpula de la Roca, restauración de

ciudadelas como la de Alepo y establecimiento de filán¬

dotaciones trópicas. Su mausoleo en Damasco es ahora

la biblioteca de la Academia Árabe, que cuenta con una de las

manuscritos más antiguos en papel (880).

Una segunda invasión mongola en 1280 se encontró con otra

El ex sultán esclavo turco Qalawun (1279-1290), que se apoderó de

poder después de que dos hijos de Baybars hubieran reinado brevemente. Después

derrotando en Homs a los invasores numéricamente superiores, re¬

informado por armenios, georgianos y persas, Qalawun

procedió a la reducción de las fortalezas de los cruzados, una tarea

completado en 1291, como se mencionó anteriormente, por su hijo al-


Ashraf. Otro hijo, al-Nasir, fue derrotado en 1299 por un

tercer anfitrión mongol, que procedió a devastar el norte

Siria. A principios de 1300 los invasores ocuparon Damasco,

destruyendo por completo una gran parte de la ciudad. Hacia 1303 el

El ejército egipcio era lo suficientemente fuerte como para derrotar a los mongoles.

al sur de Damasco y expulsarlos permanentemente del

tierra asolada. Los mamelucos habían vencido a los más persistentes

y peligroso enemigo que Siria y Egipto tuvieron que enfrentar desde

el comienzo del Islam. Como en el caso de las Cruzadas, el

Las invasiones mongoles tuvieron consecuencias desastrosas para la

minorías. Los drusos del Líbano, cuyos 12.000 arqueros

acosó al ejército egipcio en su retirada ante los mongoles

en 1300, fueron llevados a un ajuste de cuentas severo. Los armenios

vio su tierra infeliz vcngely devastada por al-Nasir,

quien también hizo sufrir a sus propios súbditos cristianos y judíos.

Al-Nasir fue seguido en un período de cuarenta y dos años.

(1340-1382) por doce descendientes, ninguno de los cuales dis¬

se especializaba en cualquier campo de actividad. El último

entre ellos estaba un niño cuyo reinado fue interrumpido por primera vez

y luego terminado por un circasiano, Barquq. Barquq


fundó la segunda serie mameluca, llamada Burji después de la

torres de la ciudadela de El Cairo, donde se instalaron por primera vez

203

Siria

como esclavos. Con la excepción de dos griegos, los Burjis fueron

todos los circasianos. Rechazaron incluso más enfáticamente que

sus predecesores el principio de sucesión hereditaria.

La rotación fue rápida y la muerte natural excepcional. los

El reinado de Qait-bay (1468-1495) fue el más largo y quizás

el más exitoso. El nuevo régimen no fue una mejora

en el viejo. Corrupción, intriga, asesinato y desgobierno

continuó floreciendo. Varios de los sultanes estaban en¬

eficiente y traicionero; algunos eran inmorales, incluso de¬

generar; la mayoría eran incultos. No solo los sultanes fueron

corrupto, pero los emires y toda la oligarquía, y el

La situación en Egipto se repitió en Mamluk Siria.


El sistema administrativo mameluco continuó ese conjunto

por los abasíes y fatimíes, mientras que la media docena

las provincias siguieron las divisiones bajo las ramas ayyubíes.

Los gobernadores provinciales, originalmente esclavos de algún sultán, representan

enviado a los militares en contraposición a la clase erudita. Generalmente

independientes unos de otros, cada uno mantuvo una repro¬

conduciendo a pequeña escala, la de El Cairo. Animosidades y dis¬

turbantes en la capital federal a menudo se reflejaban en la

provinciales. El cambio de un sultán mameluco generalmente

provocó una rebelión por parte de un gobernador en Damasco

o alguna otra provincia siria. Líbano occidental permaneció

bajo sus emires Buhturid nativos. Por su histórico

fondo, Damasco, donde Baybars a menudo celebró su corte,

prevaleció sobre otras ciudades sirias. Uno de sus

gobernadores, Tangiz (1312-1339), como regente sobre Siria trajo

agua a Jerusalén y restauró la torre de Beirut, donde

también construyó hostales y baños públicos. Después de un inusual

reinado largo y benéfico cayó en desgracia y fue puesto

a muerte en una prisión de Alejandría.


Casi toda la era mameluca estuvo marcada por

períodos de sequía, hambre y pestilencia. Terremotos

sumaron su cuota a la devastación general. Debido a

estas calamidades y el mal gobierno mameluco, la población

de Egipto y Siria se redujo a aproximadamente un tercio

204

Ayyubíes y mamelucos

de su tamaño anterior. Las dificultades económicas fueron com¬

golpeado por cargas fiscales exorbitantes. Necesidades tales como

la sal y el azúcar, así como los caballos y los barcos,

gravado. Algunos sultanes monopolizaron ciertas mercancías y

manipularon los precios en su beneficio. Otros degradaron el

moneda y contribuyó a la espiral inflacionaria. Como el

la gente se empobreció, los gobernantes se enriquecieron. Con¬

una abundancia de riquezas que los sultanes no podrían tener

erigió los fastuosos monumentos arquitectónicos que todavía


adornan Egipto y Siria.

Parte de la pérdida económica fue compensada por un aumento en

comercio. Las concesiones ofrecidas por al-Adil y Baybars a

Los venecianos y otros comerciantes europeos estimularon la ex¬

cambio de mercancías. Seda siria compartida con perfumes

y las especias en primer lugar en el comercio de exportación. Vidrio y manu¬

los artículos fabricados eran los siguientes en la lista. Damasco, Trípoli,

Antioquía y Tiro se encontraban entre los principales centros de

industria. En los bazares de Alepo, Damasco y Beirut

se podían comprar marfiles y trabajos en metal, telas teñidas y alfombras.

El barrio de Beirut producía aceite de oliva y jabón, como

lo hace hoy. Los sirios no dependían completamente de los extranjeros

para su comercio de exportación. Ya en el día de Saladino, su

comerciantes se establecieron en Constantinopla, donde los

El emperador construyó una mezquita para ellos y sus col¬

ligas en reciprocidad por los privilegios disfrutados por los bizantinos

comerciantes en Siria y Egipto. Ningún otro comerciante extranjero

se les permitió la residencia permanente en el Bizantino

capital.
Un clérigo alemán que residió en Siria desde 1336

a 1341 quedó muy favorablemente impresionado por los signos de

prosperidad en Damasco y describió a Acre como

ordenado, todas las paredes de las casas son de la misma altura y

todos igualmente construidos de piedra labrada, maravillosamente adornados con vidrio

ventanas y pinturas, mientras que todos los palacios y casas en

la ciudad no se construyó simplemente para satisfacer las necesidades de aquellos

que habitaban en ella, sino para ministrar al lujo humano y

205

Siria

Placer'. Continúa diciendo: e En cada esquina de la calle hay

se encontraba una torre extremadamente fuerte, cercada con una puerta de hierro

y cadenas de hierro. Todos los nobles habitaban en castillos muy fuertes

y palacios a lo largo del borde exterior de la ciudad. En el medio

de la ciudad habitaban los ciudadanos mecánicos y los comerciantes, cada uno

en su propia calle especial de acuerdo con su oficio.


Con notable destreza, los jefes feudales del Líbano

mantuvieron su poder cooperando con sucesivos

señores supremos y prestando el servicio militar a cada uno de ellos.

Fatimíes, francos, ayubíes y mamelucos. En la lucha

entre mamelucos y mongoles, los buhturid emiran a veces

tenía representantes en ambos campos, para asegurarse de que

estar en el lado ganador sin importar cuál fue. Montar

El Líbano estaba todavía en parte boscoso, con fieras frecuentes

ing sus pendientes. Las frutas silvestres y las plantas comestibles atraídas

ascetas y ermitaños de ambas religiones, pero la penetración de los árabes

tribus estaba reduciendo su soledad.

A pesar de sus turbulencias políticas y vicisitudes económicas

Siria disfrutó bajo los ayyubíes de una floreciente era de

actividad artística y educativa. El hospital construido en

Damasco de Nur-al-Din continuó prosperando en un

dotación que rindió quince dinares diarios. Estaba dotado de personal

con los guardias que llevaban un registro de los casos y gastos

y con los médicos que atendieron a los pacientes y pre¬

alimentos recetados y medicinas gratuitas. Un funcionario egipcio


registró una visita que hizo a esta institución alrededor de 1428

acompañado por un amable peregrino persa que, atraído por

las comodidades concedidas a los pacientes, enfermedad fingida y

fue admitido. Al tomarle el pulso y examinarlo

a fondo, el médico jefe se dio cuenta de que no había nada

mal con el caballero, pero sin embargo prescribió grasa¬

pollos cocidos, sorbetes aromáticos, frutas, tortas saladas y

otras delicias. Sin embargo, cuando llegó el momento, escribió

una nueva prescripción: 4 Tres días es el límite de

período de hospitalidad ».

Este hospital estaba equipado con una biblioteca y servía como

206

Ayyubíes y mamelucos

una escuela de medicina. Hay evidencia que demuestra que los médicos,
Se examinó a farmacéuticos y oculistas y se les otorgó un certificado.

cates antes de poder ejercer sus profesiones. En

los manuales para la orientación de los funcionarios responsables de la ley

cumplimiento, sus deberes con respecto a los flebotomistas,

catadores, médicos, cirujanos, preparadores de huesos y farmacéuticos son

claramente establecido, lo que indica una cierta medida de control estatal.

Ibn-al-Nafis, un médico sirio 'que no prescribía

medicina cuando la dieta era suficiente ', en un comentario sobre ibn-Sina

contribuyó a una concepción clara de la circulación pulmonar

de la sangre tres siglos antes que el español Servet, para

a quien generalmente se le atribuye el descubrimiento. El único mayor

Las obras médicas árabes del siglo XIII eran tratados

por dos oculistas sirios. Uno de ellos, Khalifah ibn-abi-al-

Mahasin de Alepo, estaba tan seguro de su habilidad quirúrgica

que no dudó en sacar una catarata de un tuerto

hombre. A este siglo también pertenece el más distinguido

Historiador árabe de la medicina, Ahmad ibn-abi-Usaybiah de

Damasco. Recopiló biografías de unos 400 árabes y

Médicos y científicos griegos. Todos estos hombres, sin embargo,

vivió en el último crepúsculo de la ciencia islámica.


Saladino y sus herederos continuaron el interés de Nur-al-Din en

construcción de escuelas y mezquitas. Fue Saladino quien introdujo

conducido de Siria a Egipto el 'monasterio' derviche y

la mezquita colegiada para inculcar el sunnismo ortodoxo y

combatir la doctrina chiíta ampliamente difundida. En Jerusalén él

construyó un hospital, una escuela y un monasterio, todos con su

nombre. La escuela ayubí de arquitectura siria fue

continuó en el Egipto mameluco, donde todavía está representado por

algunos de los monumentos más exquisitos que el arte árabe haya

duced. Fuerza, solidez y excesivo carácter decorativo.

acterizar esta escuela. Sus motivos decorativos asumen infinitos

gracia en su material duradero de piedra fina. En el decimotercer

Egipto recibió nuevas influencias siro-mesopotámicas

a través de artistas y artesanos refugiados que habían huido de Damasco,

Bagdad y Mosul durante las invasiones mongolas. los

207

Siria
influencia es evidente en las escuelas, mezquitas, hospitales, derviches

monasterios y palacios. La ornamentación de Ayyubid

y los monumentos mamelucos mejoraron su arquitectura

belleza. Entre las innovaciones ayubíes había una tendencia

hacia la elaboración en detalle, mayor elegancia de proporción

y aumento del número de estalactitas. También hubo un

ruptura de la tradición de las torres cuadradas y sencillas.

En el período de Bahri Mamluk, el tipo elaborado de minarete

evolucionó del Ayyubid. Los mejores minaretes, sin embargo,

pertenecen al período Burji, en el que la arquitectura árabe -

representado en las mezquitas, logró su mayor

triunfos.

Exquisitos ejemplares de trabajos en hierro, trabajos en cobre, vidrio¬

la vajilla y el tallado en madera nos han llegado desde el

Edad ayubí-mameluca. Especialmente notable entre el cobre.

Los utensilios son jarrones, jarras, bandejas, candelabros, quemadores de perfume.

y estuches del Corán, todos con una rica decoración de un vigor y

'Surencss de tacto que lo hacen no solo un deleite para la vista

pero también ... un deleite para la inteligencia '. Damasco fue


especialmente conocido por sus cuencas y jarras 'parecidas al oro' con incrustaciones

con figuras, follaje y otros delicados diseños en plata.

Los adornos de bronce de las puertas de las mezquitas dan testimonio de

el buen gusto de la época. Tallados en madera con motivos florales y

Los diseños geométricos indican la ausencia de lo estéril.

fórmulas del arte fatimí. Una botella del siglo XIII sur¬

Vives como uno de los especímenes más antiguos de vidrio esmaltado, mientras que

Las lámparas de las mezquitas demuestran que Siria todavía estaba por delante de cualquier

Tierra europea en la técnica de fabricación del vidrio.

Intelectualmente, todo el período Ayyubid-Mamluk fue

uno de compilación e imitación más que de origen.

Sin embargo, Damasco y El Cairo, especialmente después de la

destrucción de Bagdad y la desintegración de musulmanes

España, siguieron siendo los centros educativos e intelectuales de la

Mundo árabe. Las escuelas ricamente dotadas en estas dos ciudades

sirvió para conservar y transmitir la ciencia y el aprendizaje árabes.

En el sufismo tuvieron lugar ciertos desarrollos significativos.

208
Ayyubíes y mamelucos

Ayyubid Alepo fue el escenario de la actividad de un extra¬

sufi ordinario, al-Suhrawardi (1155-1191), fundador de la

doctrina de la iluminación y de una orden derviche. Según

Para esta doctrina la luz es la esencia misma de Dios, el fundamento

realidad mental de todas las cosas y el representante de la verdad

conocimiento, perfecta pureza, amor y bondad. Claramente tal

las teorías combinan zoroastrismo, más especialmente maniqueas

- Ideas neoplatónicas e islámicas. La concepción de dios

como se enfatiza la luz en el Corán. Intoxicado con su

fervor místico, el joven al-Suhrawardi indignó tanto a la convicción

teólogos sirvientes que, ante su insistencia, se moría de hambre

o estrangulado hasta la muerte por orden del sultán. Otro

iluminacionista sufí, ibn-Arabi (1165-1240), dejó su país natal

España en peregrinación a La Meca en 1202 y posteriormente

hizo de Damasco su hogar. Un filósofo panteísta, ibn-

Arabi es considerado el mayor genio especulativo del Islam.


misticismo. Reconoció la luz interior como la única verdadera

guiar e influenciar a cristianos como Raymond Lull y

Dante.

En la literatura Siria de los ayubíes - período mameluco

podría presumir de una variedad de geógrafos, biógrafos, historiadores

y eruditos enciclopédicos sin igual en la historia islámica.

Yaqut (1179-1229), originalmente un esclavo griego, escribió un maestro¬

completo diccionario geográfico en Alepo, así como un monumento

diccionario mental de los sabios. Ibn-Khallikan (muerto en 1282)

fue, durante muchos años, juez superior de Siria, así como compilador

de la mejor colección de biografías musulmanas. Él tomó

dolores para establecer la ortografía correcta de los nombres, fijar fechas,

rastrear pedigríes, determinar los eventos significativos, y en el

Todo produce representaciones tan precisas e interesantes como

posible. Una continuación de este trabajo fue escrita por al-

Kutubi (m. 1363) de Alepo. Un biógrafo más prolífico

era al-Safadi (1296-1363), tesorero de Damasco y

autor de una obra de treinta volúmenes en cuya parte existente

la vida de unos catorce mil gobernantes, jueces y literatos

están retratados.
209

Siria

Entre los historiadores sirios de la época, los más importantes

son abu-Shamah (1203-1268), cronista de las carreras de

Nur-al-Din y Saladin, y abu-al-Fida (1273-1332),

Gobernante ayubí de Hamah y continuador del gran ibn-

al-Athir (m. 1234). Abu-al-Fida hizo una valiosa contribución

también a la geografía; él defiende la esfericidad de la

tierra y la pérdida o ganancia de un día mientras uno viaja alrededor de ella.

Su contemporáneo Shams-al-Din al-Dimashqi (m. 1326/7)

escribió un tratado cosmográfico rico en física, mineral

y datos étnicos. Otro damasceno, ibn-Fadl-Allah al-

Umari (m. 1349), produjo un libro de viajes y un epistolario

manual para administradores y diplomáticos. Los dos principales

historiadores de la época, el egipcio al-Maqrizi y el


Ibn-Khaldun tunecino, están conectados con Siria. Alabama-

Maqrizi (1364-1442) era de ascendencia baalbeka y tenía un

cátedra en Damasco. Su maestro fue ibn-Khaldun

(1332-1406), quien, en 1401, acompañó al sultán Burji

Faraj a Damasco y fue recibido como invitado de honor.

por Timur. Los prolegómenos de Ibn-Jaldún, el primer volumen de

su amplia historia, le da derecho a la distinción de

siendo el más grande filósofo de la historia que produjo el Islam.

En su intento de interpretar acontecimientos históricos y

rasgos nacionales en aspectos económicos, geográficos, físicos y otros

bases seculares, ibn-Khaldun no tuvo predecesor en el Islam y

permanece sin un digno sucesor.

El ataque a Siria por Timur Lang (Tamerlán) fue

la última y más destructiva de las invasiones mongolas.

Timur sembró el caos y la ruina en todo el suroeste

Asia hasta que Siria yacía postrada bajo sus pies. Para tres

días en octubre de 1400 Alepo fue entregado al saqueo.

Su ciudadela fue quizás por primera vez tomada por asalto,

el invasor habiendo sacrificado a sus hombres lo suficiente para llenar el

foso con sus cadáveres. Unos veinte mil de los


los habitantes de la ciudad fueron masacrados y sus cabezas cortadas

apilados. Las escuelas y mezquitas invaluables de la ciudad construidas

por los Nurids y Ayyubids fueron destruidos para siempre. los

210

Ayyubíes y mamelucos

El enrutamiento de las fuerzas de avanzada de Faraj abrió el camino a

Damasco. Su ciudadela resistió durante un mes. En violación

de los términos de la capitulación, la ciudad fue saqueada y

mitted a las llamas. Treinta mil de sus hombres, mujeres

y los niños estaban encerrados en su gran mezquita, que estaba

luego prendió fuego. Del edificio en sí, solo las paredes estaban

dejado en pie. La flor y nata de los eruditos damascenos, artesanos,

artesanos, armeros, trabajadores del acero y fabricantes de vidrio

fueron llevados a la capital de Timur, Samarcanda, allí para

implantar estas y otras artes menores. Este fue tal vez el


golpe más fuerte que la ciudad, si no todo el país, jamás

sufrió. Timur aplastó al ejército otomano en Ankara en

1402, pero murió dos años después. Sus sucesores agotados

ellos mismos en luchas internas, haciendo posible la recon¬

constitución del poder otomano en Asia Menor y más tarde

el surgimiento de la dinastía Safawid en Persia.

Rivalidad entre los sultanatos mamelucos y otomanos

se afirmó en la segunda mitad del siglo XV.

Las hostilidades no estallaron hasta i486, cuando Qait-bay con¬

probó con el otomano Bayazid II la posesión de Adana,

Tarso y otras ciudades fronterizas. Selim I (1512-1520)

destruyó al ejército de Safawid y ocupó Mesopotamia.

Denunció que el mameluco Qansawh al-Ghawri (1500-

1516) había entrado en relaciones de tratado con Safawid

shah contra él y había albergado refugiados políticos.

Qansawh se trasladó hacia el norte con el pretexto de actuar como

un intermediario entre los dos concursantes. Envió un

enviado especial a Selim, quien se afeitó la barba y lo envió

de vuelta en un burro cojo con una declaración de guerra.


Los ejércitos otomano y mameluco se enfrentaron en agosto

24 de 1516, al norte de Alepo. El setenta y cinco años

Qansawh luchó valiente pero desesperadamente. Él no podría

depender de la lealtad de sus gobernadores sirios ni

sus tropas igualan a los temibles jenízaros con sus

equipo superior. Khair Bey, el gobernador traicionero

de Alepo, a quien se le confió el mando de la izquierda

211

Siria

ala, abandonado con sus hombres a la primera carga. El turco

ejército empleó artillería, mosquetes y otras armas de largo alcance.

armas que el ejército egipcio, compuesto por beduinos y

Contingentes sirios, no estaba familiarizado o desdeñaba su uso,

aferrándose a la anticuada teoría de que el valor personal es

el factor decisivo en el combate. En el fragor de la batalla Qansawh


sufrió una apoplejía y se cayó de su caballo. Selim's

la victoria fue completa. En la ciudadela de Alepo encontró

Tesoros mamelucos estimados en millones de dinares. En medio-

Octubre se trasladó a Damasco. Siria pasó tranquilamente

en manos otomanas, allí permanecerá durante cuatro siglos completos.

Su gente, como en muchas ocasiones anteriores, dio la bienvenida a la

nuevos amos como libertadores de los viejos. Egipto fue sometido

en enero de 1517 y Hejaz, con sus dos ciudades santas, auto¬

se convirtió en parte del imperio de Selim. Comenzó una nueva era

para el mundo árabe: la era de la dominación otomana

Turcos.

212

PROVINCIA DE TURCA

La dinastía que en 1516 invadió tan abruptamente las tierras


de los árabes no era un advenedizo. Comenzando modestamente sobre

1300 como un pequeño estado turco en el oeste de Asia Menor, el

Los otomanos se habían apoderado gradualmente de toda Anatolia desde el

otros herederos de los selyúcidas, había penetrado en Tracia y

hizo de Adrianópolis su capital y se había recuperado por completo

de la catastrófica incursión de Timur. En 1453 con¬

indagó Constantinopla y liquidó el patético remanente

del imperio bizantino. Sus próximas conquistas condujeron hacia el oeste¬

hacia los Balcanes y hacia el este en Transcaucasia,

Mesopotamia y Safawid Persia. La repentina puñalada al sur

en Siria y Egipto aparentemente no fue premeditado,

un asalto oportunista que condujo a un pensamiento inesperado

acumulación no deseada de territorio, riqueza y poder para

Selim I y sus sucesores, los veintisiete de los cuales fueron

sus descendientes directos.

El imperio otomano alcanzó su apogeo bajo el gobierno de Selim.

hijo Sulayman I el Magnífico (al-Qanuni, el legislador,

1520-1566). Sulayman agregó la mayor parte de Hungría, Rodas

y el norte de África, excepto Marruecos, a su reino. Para

un siglo las fronteras permanecieron casi estacionarias, pero luego


se produjo una decadencia gradual. Las provincias se separaron o lograron

autonomía; la autoridad de la Sublime Puerta se derrumbó

y en 1922 se disolvió por completo. Siria fue una de las últimas en

beneficiarse de esta tendencia, sin embargo, permaneciendo firmemente bajo

Dominio turco hasta la Primera Guerra Mundial, cuatro siglos después

se había derrumbado sin ceremonias en manos otomanas.

El Líbano, como se indicará, fue algo más afortunado

durante estos siglos, pero todavía nunca fue capaz de

para sacudir la autoridad de los sultanes.

213

Siria

A su regreso de la conquista de Egipto, Selim se demoró

el tiempo suficiente en Siria para consolidar su posición y organizar

el nuevo dominio. A efectos tributarios faculta

una comisión para la elaboración de un catastro de toda la tierra,

reservando gran parte de la fértil llanura de Biqa y el rico valle


de los Orontes a la corona. El procedimiento mameluco de

transferir la recaudación de impuestos al mejor postor fue, de

Por supuesto, retenido. El rito de jurisprudencia hanafita, pre¬

ferred por los otomanos, se le dio un estatus oficial en Siria.

Después de un breve período de turbulencia, la tierra se dividió en

tres provincias (vilayets o pashaliks) - Damasco, Alepo

y Trípoli, bajo gobernadores turcos o bajás.

Líbano, sin embargo, con sus resistentes druzc y maronita

montañeros, merecían un trato diferente. Conveniencia

dictó que sus señores feudales nativos fueran reconocidos, especialmente

ya que el peligro real procedía de Egipto y Persia. Selim

confirmó Fakhr-al-Din al-Mani de al-Shuf (sureste de

Beirut) y los otros emires libaneses en sus feudos, permitieron

ellos los mismos privilegios autónomos disfrutados bajo el

Mamelucos y les impuso una comparativamente ligera tri¬

bute. Fakhr-al-Din fue reconocido como el principal jefe¬

tain de la montaña. A partir de entonces, los sultanes otomanos repartieron

con sus vasallos libaneses, ya sea directamente oa través de un

vecino pasha sirio. Por regla general, estos vasallos actuaron

independientemente, transmitieron sus feudos a sus descendientes,


no ofreció ningún servicio militar al sultán, ejerció el

derecho de vida o muerte sobre sus súbditos, impuestos exigidos

y deberes y, en ocasiones, incluso concluyó tratados con extranjeros

potestades.

Los emires Buhturid, que habían permanecido leales a los

Mamelucos, fueron aprehendidos y encarcelados por el virtual

virrey, Jan-Birdi al-Ghazali, quien como gobernador de Damasco

había seguido a su colega Khair Bey de Alepo en desertar

Qansawh en la coyuntura crítica. Al-Ghazali envió las cabezas

de varios caciques árabes y beduinos rebeldes a Con¬

stantinople, pero a la muerte de Selim en 1520 descartó su

214

Provincia turca

profesaba nuevas lealtades y se proclamaba en el


Mezquita Omeya un soberano independiente, acuñó monedas

en su propio nombre y trató de inducir a su antiguo colega

Khair Bey, a quien Selim había recompensado con el vice¬

realeza de Egipto, para seguir su ejemplo. Pero Alepo no

Apoyar abiertamente a al-Ghazali y Sulayman enviados contra él.

un ejército que, el 27 de enero de 1521, destruyó al ejército sirio

rebeldes y mató a al-Ghazali. El castigo que

Damasco y sus alrededores recibió fue aún más severo que

que pronunció anteriormente Timur. Aproximadamente un tercio de la ciudad

y sus aldeas fueron completamente destruidas. Desde entonces el

nombre de los jenízaros se ha asociado en el sirio

mente con destrucción y terror.

La teoría política otomana considerada la conquistada

pueblos, especialmente los no musulmanes, rebaños humanos para ser

pastoreada en beneficio de los conquistadores, los descendientes

de los nómadas de Asia Central. Como tales, iban a ser ordeñados,

desplumados y se les permitió vivir sus propias vidas siempre que

no dio ningún problema. En su mayoría campesinos, artesanos y comerciantes,

no podían aspirar a carreras militares o civiles. Pero el

la manada necesita perros guardianes. Estos fueron reclutados principalmente de


prisioneros de guerra, esclavos comprados y niños cristianos recaudados

como tributo y luego entrenados y educados como musulmanes.

Todos los reclutas fueron sometidos a un riguroso sistema de formación en

la capital abarca muchos años. Fueron sometidos a

competencia entusiasta y selección cuidadosa; el mentalmente brillante

entre ellos se prepararon aún más para el puesto gubernamental

ciones y los físicamente fuertes para el servicio militar. los

más duros fueron reclutados en el cuerpo de infantería llamado Janis¬

sary. La clase gobernante y militar en el imperio

provino al principio casi exclusivamente de esta fuente. grandioso

visires, visires, almirantes, generales, gobernadores provinciales fueron

una vez esclavos y así permaneció. Sus vidas y propiedades fueron

siempre a disposición de su maestro sultán, que nunca

dudó en ejercer su derecho de propiedad. Esto dejó el

Casa otomana como la única aristocracia en el imperio,

pág 215

Siria
ejerciendo el poder absoluto en la administración del estado

y para su defensa.

Los pueblos sujetos se clasificaron según las religiones

afiliación. Desde tiempos inmemoriales la sociedad del Cercano Oriente

ha sido estratificado en términos de creencias más que de raza y

dentro de la comunidad religiosa la familia en lugar de la

el territorio ha sido el núcleo de la organización. Por lo tanto, en el

las mentes de la gente, la religión y la nacionalidad eran inextricablemente

entretejidos. Cada uno de los grupos religiosos de los otomanos

imperio se denominó mijo. Los dos mijos más grandes fueron

los del Islam y los ortodoxos griegos. Armenios y

Los judíos también fueron clasificados como mijos. Según este sistema

todos los grupos no musulmanes se organizaron en comunidades

bajo jefes religiosos propios que también ejercían ciertos

funciones civiles de importancia. Esto equivalía a una provisión

para el gobierno de minorías sometidas.

El gobernador otomano no mejoró su

Antecesor mameluco, quien igualmente fue reclutado de la

clase de esclavos. Además, estaba más alejado de la


gobierno central y, por tanto, más libre de su control.

Pero eso no hizo mucha diferencia, ya que la corrupción en el

el capital abundaba tanto como en las provincias. Gobernadores compraron

sus nombramientos allí y asumieron sus deberes con

el principal deseo de promover sus propios intereses. No pocos

regresó a Constantinopla para enfrentar la ejecución y la confiscación

ción de la propiedad. La explotación iba de la mano con

inestabilidad. La rotación fue rápida, por lo que los gobernadores tuvieron que extorsionar

sus ganancias con brutal prisa. A veces los pashas se dedicaban a

sangrientos conflictos unos contra otros con total desprecio de

el gobierno central. Visitas ocasionales de jenízaros

añadido a la miseria de la gente, la mayoría de los cuales, sin embargo,

estaban manifiestamente resignados a su destino. La actitud general

parece haber sido uno de pasividad, frustración, desconfianza hacia

liderazgo y pesimismo en cuanto al resultado del esfuerzo. El viejo

espíritu de rebelión que a menudo había estallado bajo Abbasid

y el desgobierno fatimí estaba aparentemente muerto en ese momento.

216
Provincia turca

Claramente, las edades oscuras que comenzaron bajo los turcos selyúcidas fueron

oscureciéndose bajo los turcos otomanos. Mientras que Europa estaba

entrando en su era de la ilustración, Siria estaba tanteando

en la oscuridad otomana.

Ocasionalmente, los grandes capaces introdujeron reformas.

visires o sultanes audaces, pero todo quedó simplemente tinta sobre papel

debido a la obstrucción y la oposición de los jenízaros, corruptos

funcionarios, colaboradores locales y poderosa teo¬

logianos. Incluso después de la destrucción de los jenízaros en

1826, los rescriptos de la reforma no se pudieron implementar de manera efectiva

y el viejo sistema corrupto e ineficiente persistió en

el período moderno, que para Siria y Líbano comenzó

acerca de i860.

Ni la estructura política ni étnica de Siria

se vio seriamente afectado por la conquista otomana. El único

El cambio radical en el período otomano fue incidental y


involucraron a las tribus del desierto, que emigraron al territorio sirio

Desierto de Arabia. En esta última gran inmigración beduina

se incluyeron grupos tan prominentes en la actualidad como los

Shammar y el Anazah, de los cuales los Ruwalah son un

rama principal. Los turcos iban y venían como funcionarios, pero no

No hubo colonización turca de la tierra. En el fondo ellos y

sus súbditos sirios siempre fueron ajenos a uno

otro. Unos pocos miles de circasianos musulmanes se desplazaron hacia

el norte de Siria y Transjordania después de la guerra ruso-turca

guerra de 1877, y varios miles de refugiados armenios encontraron

un refugio en el Líbano después de la Primera Guerra Mundial. Arábica

siguió siendo el idioma del pueblo. Tomó prestado sólo un

pocas palabras turcas, la mayoría relacionadas con la política, el ejército y la comida.

La vida económica siria experimentó un declive constante durante

que la mala administración otomana, sin embargo, no fue del todo

culpar. La conquista otomana del Oriente árabe coin¬

cedido con cambios en las rutas comerciales internacionales que

dejó esa región económicamente insignificante. El descubrimiento

de América y de la ruta del Cabo de Buena Esperanza a la India

privó al mundo árabe de su posición intermedia entre


217

Siria

India y Europa y de las ganancias resultantes recaudadas sobre

mercancía en tránsito. El Mediterráneo, hasta ahora un medio

mar, ya no ocupaba esa posición; Tuvo que esperar tres y un

medio siglos, hasta la apertura del Canal de Suez, antes de que

podría volver a ocupar su lugar como carretera y campo de batalla.

Por lo tanto, los comerciantes sirios tenían que depender más de

comercio terrestre. Como el término de la ruta que conduce a

Bagdad y Basora, Alepo comenzó a florecer como centro

del comercio interior para el imperio y del comercio internacional

entre Europa y Asia. Eclipsó por el momento

Damasco, como los puertos de Alejandreta y Trípoli eclipsaron

Beirut. De hecho se mantuvo hasta mediados del siglo XVII.

siglo el principal mercado de todo el Cercano Oriente. A


En Alepo creció una importante colonia veneciana. Su consular

Los informes se refieren a llegadas tanto a Alepo como a Damasco de

caravanas con especias de la India. Las especias estaban en especial

demanda de conservación de la carne en esos días de prerrefrigeración.

Los comerciantes venecianos de las ciudades y puertos sirios pronto

competidores - primero francés, luego inglés. A 1740 Franco-

El tratado turco puso no solo a los peregrinos franceses al Santo

Tierra pero todos los demás cristianos que visitan el imperio otomano

bajo la protección de la bandera francesa. Estas concesiones

sirvió de base para la posterior reivindicación francesa de proteger a todos

Cristianos católicos de Siria. Además de Alepo, los franceses

tenía asentamientos (fábricas) en Alexandretta, Trípoli, Sidón,

Acre y al-Ramlah. Ellos y sus rivales ingleses intentaron

para satisfacer el gusto occidental por los lujos orientales promovido

durante las Cruzadas. La lista de productos autóctonos estaba encabezada

por seda del Líbano, algodón de Palestina, lana y aceite.

La competencia con los comerciantes marítimos era intensa, pero los portugueses

La insistencia en precios altos, casi monopolísticos, dio a la

comerciantes en Siria su oportunidad. Evidentemente, no hay beneficios duraderos

acumulado para Siria de este nuevo desarrollo en su comercio,


que estaba en gran parte en manos europeas. La poblacion de

la tierra continuó su curso descendente en números como en

prosperidad.

218

Provincia turca

Siguiendo los pasos de los empresarios europeos llegaron los misioneros,

maestros, viajeros y exploradores. La puerta se abrió así

a las influencias modernas, uno de los hechos más importantes en el

historia de la Siria otomana. Los misioneros eran jesuitas,

Capuchinos, lazaritas y miembros de otras órdenes católicas.

Su actividad se centró en la comunidad cristiana nativa

munidades y resultó en la fundación de las iglesias Uniat

- sirio y griego - en los siglos XVII y XVIII

siglos. Siria, sin embargo, estaba mucho menos expuesta a Occidente.

mayores influencias que el Líbano, y menos afectado por ellas


a lo largo del período otomano.

Intelectualmente, el período fue de esterilidad. Opresivo

regla, los altos impuestos, el declive económico y social no son

propicio para trabajos creativos u originales en arte, ciencia o

literatura. La era de la compilación, la anotación y el resumen

e imitación que tuvo sus inicios siglos antes

Continuó con menos y peores producciones. Durante el

Época otomana ningún poeta, filósofo, artista, científico o científico sirio

Apareció un ensayista de primer orden. Analfabetismo

estaba muy extendido, casi universal. Se nombraron jueces

cuyo dominio sobre la palabra escrita era deficiente. los

pocos intelectuales que se desarrollaron tendieron a sentirse atraídos por

Constantinopla, allí para convertirse en otomano total. Damas¬

cus fue el centro de una actividad intelectual mediocre

hasta alrededor de 1700. Fue allí donde al-Maqqari de Tlemcen

compilado entre 1628 y 1630, a partir de material traído

con él desde Marruecos, el voluminoso trabajo considerado

la principal fuente de información para la historia literaria de

España musulmana.
Se realizó la primera imprenta con caracteres árabes en Oriente

su aparición en 1702 en Alepo a través de la iniciativa de

un patriarca, Atanasio, que vaciló entre la ortodoxia

y catolicismo. Los Evangelios (1708) fueron de los primeros

libros impresos en esta imprenta, que pueden provenir de

Valaquia, y que siguió 188 años al árabe

prensa en Fano (Italia), la primera de su tipo en el mundo,

219

Siria

probablemente un reflejo del celo misionero papal. La salida

de la prensa de Alepo y las que pronto surgieron en

El Líbano era principalmente religioso y lingüístico, complementando

el trabajo de las escuelas. De forma lenta pero segura, la implementación

se estaba forjando la idea de embarcarse en una nueva vida cultural.

Mientras tanto, la historia del Líbano otomano había seguido


bajó un camino diferente. Con la conquista otomana el

Los manid emires comenzaron a reemplazar a los Tanukhs como maestros de

Líbano central y meridional. Al norte de ellos estaban

otras familias feudales, que competían por el poder sin

respecto a los señores otomanos. A los sultanes les importaba poco

que gobernó en el Líbano siempre y cuando se pagara tributo regularmente

y en su totalidad, siempre que el desorden interno y la intriga extranjera

no excedió los límites razonables. Como drusos y maronitas

la mayoría de los libaneses estaban sujetos a sus propias leyes administrativas

tentado por los jefes religiosos de sus respectivas comunidades

bajo el sistema de mijo. Que el Líbano bajo su local

a los señores feudales les fue mejor que a Siria bajo sus

gobernadores se indica por el aumento de su población

por causas naturales e inmigración. El comparativo

la seguridad y la estabilidad que disfrutaba atraían a sunitas y chiítas

de Biqa y Baalbek, maronitas de Trípoli

distrito y drusos del sur y sureste. los

lucha por el poder a nivel local y nacional,

métodos pacíficos y contundentes, ocuparon no pequeña parte de la

tiempo y energía de los emires feudales y los líderes de estos

grupos rivales. Las expediciones punitivas mantuvieron a los imprudentes a raya,


y líderes destacados a menudo eran asesinados por comentarios celosos

patriotas o agentes otomanos.

El poder de Manid alcanzó su cenit bajo Fakhr-al-Din II

(1590-1635), la figura más capaz y fascinante del

historia del Líbano otomano. Fakhr-al-Din arrebató el control

de la parte norte de su suegro y trajo

bajo su influencia los chiitas de Baalbek y los jefes beduinos

de Biqa y Galilea. Se alió con un rebelde

Gobernador kurdo de Alepo y se estableció como un

220

Provincia turca

gobernante autónomo. Su expansión hacia el sur trajo bajo

sus castillos de mando que desde los tiempos de las Cruzadas

dominó carreteras y sitios estratégicos. La adquisición de


el rico Biqa aumentó sus ingresos lo suficiente como para permitirle

organizar un ejército disciplinado entrenado, con un núcleo de pro¬

soldados fesionales, para complementar a los viejos irregulares cuyos

las posibilidades de oponerse a los jenízaros eran nulas. El ingreso

la izquierda fue suficiente para emplear espías en sus rivales y enemigos

tribunales y sobornar a los funcionarios otomanos. Otra fuente de

Los ingresos eran el comercio que fomentaba especialmente con el

Florentinos, cuyos barcos ofrecían seda libanesa, jabón, aceite de oliva

aceite, trigo y otros cereales un lucrativo mercado exterior. En

1608 el señor del Líbano firmó con Fernando I, el

Medici gran duque de Toscana, cuya capital era Florencia,

un tratado que contiene un artículo militar secreto claramente dirigido

contra los otomanos. Acto seguido, el sultán, incitado por

el gobernador turco de Damasco, decidió tomar medidas

contra su audaz vasallo y poner fin a su separatista

y política expansionista.

Un ejército de Damasco no pudo superar el

barrera de la montaña, pero la aparición de una flota de sesenta

galeras para bloquear la costa provocaron una prudente retirada¬

ment. Fakhr-al-Din pasó los años de 1613 a 1618 en


viajes instructivos en Italia y Sicilia, pero estaba decepcionado

con la esperanza de volver a casa al frente de un expedicionario

fuerza proporcionada por las potencias europeas y el papa. Sobre

A su regreso al Líbano, restableció su gobierno e incluso

extendió su reino. En 1624 el sultán reconoció

Fakhr-al-Din como señor de las tierras árabes desde Alepo hasta el

fronteras de Egipto, bajo la soberanía otomana. Esta diminu¬

hombre tivo, cuyos enemigos lo describieron como tan bajo que si

un huevo caído de su bolsillo al suelo no lo haría

romper, era el único capaz de mantener el orden, administrar

justicia y asegurar impuestos regulares para él y el sultán.

Durante los once años que le quedaban, Fakhr-al-Din fue

libre para perseguir su ambicioso sueño de modernizar el Líbano.

221

Siria
En sus proyectos públicos y privados empleó arquitectos '

ingenieros de riego y expertos agrícolas que trajo

de Italia. Los documentos muestran que invitó a misiones de

Toscana para instruir al agricultor libanés en mejoras

métodos de labranza del suelo y solicitó que el ganado

mejorar la raza local. Él embelleció y fortificó

Beirut, donde construyó una elaborada residencia con una magnífica

jardín ficent. En este período entró la misión capuchina

Sidón y centros establecidos en Beirut, Trípoli, Alepo,

Damasco y en algunas aldeas del Líbano. los

Jesuitas y carmelitas entraron al país casi al mismo tiempo

tiempo. Fakhr-al-Din estaba en términos amistosos con los europeos

misioneros, comerciantes y cónsules, todos los cuales disfrutaron

las capitulaciones iniciadas por Sulayman. Informes consulares

demostrar que protegió a los comerciantes europeos en Sidón contra

piratas. A lo largo de su carrera tuvo consejeros Maronitc

y simpatizaba con los cristianos. Aunque nunca fue

conocido para rezar, ni visto nunca en una mezquita ', probablemente

profesaba el Islam abiertamente y practicaba el druzismo en privado.


La prosperidad, el poder militar y la negociación de Fakhr-al-Din

las relaciones con los europeos volvieron a despertar la sospecha del sultán

piciones. En 1633 el gobernador de Damasco fue enviado contra

él con un vasto ejército apoyado por una flota. El emir

subordinados comenzaron a abandonarlo, su hijo cayó en batalla y

sus aliados italianos ignoraron sus súplicas de ayuda. El huyo al

montañas y se escondió durante meses en un casi inaccesible

cueva, pero finalmente fue descubierto y conducido encadenado a Con¬

Stantinople, donde él y sus tres hijos fueron retenidos como

rehenes. Noticias que sus familiares y seguidores estaban burlando

autoridad condenó a los rehenes y fueron decapitados en

Abril de 1635. El Gran Líbano independiente del que

soñado y que él inició con éxito no iba a ser

plenamente realizado hasta 1943.

El Líbano entró en un período de anarquía después de la

muerte de Fakhr-al-Din. Los manidas fueron perseguidos por

familias rivales y gobernadores otomanos y en 1697 la

222
Provincia turca

la familia estaba extinta. Fueron sucedidos por sus familiares

por matrimonio los chiitas, libremente elegidos por los libaneses

notables en una conferencia nacional. Los 5 ancestros de los Shihabs

estaban relacionados con la familia del Profeta. Evidentemente los libaneses

el espíritu de autonomía no estaba del todo muerto. Turquía, ella misma

en peligro de ser destruido por las potencias europeas, estaba

contenido siempre que los impuestos estuvieran garantizados. Los Shihabs

mantuvo las riendas del gobierno hasta 1841, utilizando el antiguo

técnicas: sobornar a los funcionarios otomanos, levantarse contra los débiles

sultanes, jugando a un jefe o un partido contra otro y

manteniendo así su control sobre la montaña, aunque

nunca adoptó el credo Druzc de su pueblo. Yamanita

La oposición fue aplastada en 1711 y el sistema feudal fue

reorganizado con los partidarios de Shihab al timón. Nueva familia

alineaciones desarrolladas como Druzcs y Maronitas sostuvieron

por poder.
Palestina cobró importancia a mediados del siglo XVIII.

siglo bajo un gobernador beduino, Zahir al-Umar. Zahir

tomó Tiberíades, Nablus, Nazaret y Acre, que él

fortificado, hizo su residencia y se utilizó para exportar seda,

algodón, trigo y otros productos palestinos a extranjeros

mercados. Un dictador benevolente, Zahir acabó con los sin ley¬

ness, alentó la agricultura y asumió una actitud tolerante

hacia sus súbditos cristianos. Sus obligaciones financieras para

el gobierno otomano con el que se reunía con regularidad, porque se dio cuenta

que para el gobierno no importaba mucho quién

agente era, turco o árabe, siempre y cuando el efectivo se entregara¬

próximo. Su caída resultó de una alianza con un

Rebelde egipcio y dependencia de una flota rusa que

le ayudó a tomar Sidón en 1772. El gobernador de Damas¬

cus, el Shihab emir del Líbano y un escuadrón turco

combinado para bloquearlo en Acre, donde su muerte fue

abarcado por el oro turco.

Zahir fue sucedido en Acre por un ex esclavo bosnio llamado

Ahmad Pasha al-Jazzar (el verdugo). Al-Jazzar hizo


su pequeño estado fuerte y próspero, extendió sus fronteras

223

Siria

y en 1780 fue nombrado gobernador de Damasco. Él

gobernó como virrey virtual de Siria y árbitro de los libaneses

asuntos, sin mayores contratiempos hasta su muerte natural en 1804,

un récord casi único en los anales de la Siria otomana.

La marca más alta en la carrera de al-Jazzar se alcanzó en

1799) cuando frenó el avance de Napoleón. los

El invasor francés había conquistado Egipto y había marchado triunfante¬

a lo largo de la costa palestina hasta que llegó a las puertas

de Acre. Con la ayuda de la flota inglesa al mando de Sir Sidney

Smith, al-Jazzar defendió con éxito Acre desde el 21 de marzo

hasta el 20 de mayo, cuando Napoleón se vio obligado a retirarse con una

ejército diezmado por la peste. El señor de Acre cortó sin piedad

derribó a sus enemigos y rivales y aterrorizó a Siria y


Líbano, donde aún vive su nombre como sinónimo de crueldad.

Sin embargo, patrocinó la elección de Bashir II al-Shihabi (1788-

1840), uno de los gobernantes más capaces y constructivos de

Líbano otomano.

La posición de Bashir como gobernador general del Líbano estaba en

primero precario. Los hijos de su predecesor estaban activamente cons¬

espirando contra él y su patrón al-Jazzar se estaba volviendo

contra él por no apoyarlo en la lucha contra

Napoleón. Obligado a retirarse, huyó en 1799 a Chipre el

uno de los barcos de Sidney Smith. Los británicos se convirtieron entonces en su

amigos. Después de unos meses de ausencia volvió a enamorarse

sus enemigos domésticos y consolidar su dominio. El Biqa

se volvió a unir al Líbano, los deseos de Damasco

gobernador no obstante. La política de Bashir hacia los turcos

ahora era de firmeza y amabilidad. A principios de 1810,

cuando los wahabíes de Nejd, emergiendo del desierto,

irrumpieron a través de la frontera siria y estaban amenazando a los

tratados asentados, Bashir estaba allí con 15.000 libaneses para ayudar

para hacerlos retroceder. Comenzó a jugar un papel importante en

Asuntos sirios e incluso en disputas entre gobernadores rivales


de Damasco y Trípoli. Esto, sin embargo, obligó a otra

período de exilio en él (1821-1822), que esta vez pasó

en Egipto. Allí entabló amistad con Muhammad

224

Provincia turca

Ali, virrey del país y fundador de su real

familia.

Cuando, unos años más tarde, Muhammad Ali lanzó su

campaña contra Turquía a través de Siria, Bashir echó su suerte

con él. El virrey egipcio había esperado, a modo de

de compensación por los servicios que le había prestado a su turco

soberano en los campos de batalla de Grecia y Arabia - el

adición al menos de Siria a su virreinato. Pero su ex

La expectativa no se cumplió. Las tropas libanesas estaban al lado

del lado de los egipcios en el sitio de Acre en 1831. Gracias


a la cooperación de Bashir la tarea de Ibrahim Pasha, hijo de

Muhammad Ali y comandante de la expedición egipcia

ción, se hizo comparativamente fácil. Ibrahim capturado

Damasco, derrotó al ejército turco en Homs, cruzó el

Tauro y golpeó el corazón de Anatolia antes de ser

obligado a retirarse por Inglaterra, Austria y Rusia. En

Siria, su régimen terminó en 1841. Muhammad Ali's

ambición de establecer un imperio de tierras árabes consigo mismo

en su cabeza resultó ser un sueño. Hasta ahora había

no hay fundamento en la conciencia de la gente para tal

estado. Sobre la expulsión de Ibrahim, los turcos llamaron Bashir

a la cuenta. Fue a Malta y murió en Constantinopla.

en 1850.

El Líbano de Bashir prosperó no menos que el de

Fakhr-al-Din. Bashir construyó carreteras, renovó puentes y estableció

Beirut en camino de convertirse en lo que es hoy, la puerta de entrada

al Líbano y Siria. La ciudad había sido evitada por los

Manids y Shihabs anteriores en parte debido a su exposición

a piratería y otros ataques hostiles. Tanto Bashir como

Fakhr-al-Din imaginó un Líbano más grande que


abrazar con la montaña los pueblos costeros y el

llanura oriental. Ambos fomentaron las relaciones comerciales exteriores.

Ambos dieron la bienvenida a refugiados políticos y minorías religiosas.

Bashir ofreció refugio a varias familias drusas de

Alepo y a los católicos griegos. Sin duda era cristiano

pero no consideró oportuno profesar su fe. Si

225

Siria

Fakhr-al-Din fue el primer libanés moderno, Bashir fue el

segundo. Anécdotas ensalzando su equidad, severidad, sabiduría

y la habilidad todavía se cuentan y se vuelven a contar alrededor de las chimeneas.

En 1840 otro Shihab llamado Bashir, que había tomado

parte en el levantamiento de los libaneses contra Ibrahim Pasha

cuando trató de desarmarlos y sobrecargarlos, y quién había co¬

operado con los otomanos y los británicos para expulsarlo,


fue nombrado gobernador del Líbano. Los otomanos eran

luego llevando a cabo una política de centralización y otomanización

ción y se convenció más que nunca de que el único

forma de mantener la montaña bajo control era sembrar la

semillas de discordia y avivar el odio entre cristianos y

Drusos. La lucha civil así engendrada comenzó en 1841

y culminó en la masacre de aproximadamente 11.000

Cristianos en 1860, con 4000 muertos adicionales de

indigencia. Esta masacre provocó la inter¬

vention, que culminó con la ocupación del Líbano por

un ejército francés. Siguieron más influencias europeas,

trayendo consigo la brisa fresca de la civilización moderna

ción.

La primera introducción de la cultura occidental al Líbano,

sin embargo, debe estar fechado en 1584, cuando el Papa Gregorio XIII

fundó en Roma un seminario para formar estudiantes maronitas para

carreras administrativas. Esta institución educativa única en¬

capacitado a los jóvenes cristianos más brillantes para adaptarse a sí mismos

regresar a su tierra natal para ocupar altos cargos eclesiásticos

puestos o permanecer en Roma para enseñar y escribir. Graduado


ates incluían profesores de siríaco y árabe, compiladores y

traductores de la Biblia y eruditos distinguidos como todos

Samani (Assemani, 1687-1768), a cuyos esfuerzos el Vaticano

biblioteca debe muchos de los mejores manuscritos de su

colección. Las investigaciones de al-Samani sobre estas manu¬

escrituras en siríaco, árabe, hebreo, persa, turco, etíope

y armenio, por lo que emprendió dos

viajes a Oriente, se plasmaron en su voluminosa Bibliotheca

Orientalis, todavía una importante fuente de información sobre las iglesias

226

Provincia turca

del Este. Fue obra de estos educados en Roma

Los eruditos maronitas que hicieron la Europa moderna por primera vez

tiempo plenamente consciente de la importancia de Oriente Próximo

lenguas y literaturas, especialmente en su

aspectos.
227

INTELECTUAL Y NACIONALISTA

REVUELTOS

Los albores del siglo XIX encontraron Siria, como su

vecinos, en lo profundo de su edad oscura. Aunque el apagón

interrumpida por una década de ilustrados y tolerantes egipcios

La ocupación que terminó en 1841, pronto se reanudó. Egipto bajo

Muhammad Ali (1805-1848) fue el primer árabe de habla

tierra para establecer un contacto cultural vital con Europa occidental.

Los turcos otomanos no solo se cortaron deliberadamente

fuera de las relaciones culturales con Occidente, pero negaron

sus súbditos esa oportunidad en el momento crucial cuando

Europa atravesaba el siglo XVIII en¬

la iluminación y la revolución industrial. Ellos tampoco

se unió ni permitió que otros se unieran a la caravana del progreso


que Europa se dirigía. El único elemento técnico importante

Permitido perforar la cortina otomana fue el ejército

uno, que fue inútil para los sirios y otros árabes.

Hasta mediados del siglo XIX, Siria tenía, por tanto,

permaneció medieval en todos los aspectos variados de la vida. los

familia siguió el antiguo tipo patriarcal extendido, dominado

por el abuelo o el miembro masculino de mayor edad, en contraste

al pequeño tipo biológico que consiste en padres y no

hijos casados. Aprendiendo, lo que había de él, fue

casi el monopolio de los teólogos, sobre todo de los

variedad oscurantista servativa. Industria operada en el

bajo nivel doméstico y se llevó a cabo con telares y simples

herramientas manuales. La economía era provincial y empresarial

la asociación se limitaba en gran medida a los miembros de la misma

familia. La ciencia, en el sentido moderno, era inexistente.

Los charlatanes practicaban la medicina, en el mejor de los casos con la ayuda de

textos hojeados de Avicena (ibn-Sina) y otros médicos árabes

228
Movimientos intelectuales y nacionalistas

de mil años 5 añada. Los barberos sirvieron como dentistas y

tenderos como farmacéuticos. Pero a principios del siglo XX

todo el panorama iba camino de un cambio radical.

El punto de partida puede fijarse en i860 cuando, como

resultado de las guerras comunales en el Líbano, que se habían extendido

a Damasco, los europeos de espíritu público se apresuraron a ayudar

de los afligidos de la zona. Parte del trabajo estaba destinado

para un alivio inmediato, algunos por un valor duradero. El francés

intervención militar en el Líbano, que dio lugar a la concesión

de autonomía a la montaña bajo un gobernador cristiano-

general y la égida de las entonces seis grandes potencias europeas,

hizo de esa tierra un centro principal de recepción cultural

influencias e irradiarlas a toda la zona contigua.

Otro desarrollo internacional de un

naturaleza, la apertura del Canal de Suez al tráfico mundial en

1869, ayudó a acabar con el aislamiento físico e intelectual


- y con él el estancamiento - de toda la región y para

restaurarlo a su papel tradicional como el enlace que conecta el

tres continentes históricos.

En el Líbano recién constituido, organizaciones filantrópicas y

Las agencias educativas podrían operar de una manera más agradable.

atmósfera. Prosperaron. Se necesitan misioneros católicos

ninguna introducción a la zona, algunos de ellos han estado en

operación en una escala limitada desde los benévolos días de

Fakhr-al-Din al-Mani. Antes del final del siglo XIX

siglo estos capuchinos habían fundado parroquias en Antioquía

y Beirut y mantuvo casas en Alepo y tres

Pueblos libaneses. Otra misión católica, la Lazarista,

había comenzado a trabajar en Damasco ya en 1755 y veinte

años más tarde había fundado una escuela para niños que todavía está en

operación. Esta fue la escuela moderna más antigua de la ciudad.

En las primeras etapas, tales instituciones eran, como uno diría

esperar, patrocinado por cristianos solamente.

La actividad protestante no tardó en competir con la católica.

Tras la guerra de 1860, las diaconisas alemanas de


Kaiserswerth estableció un centro en Sidón, transferido más tarde

229

Siria

a Beirut, para la formación de huérfanos, enfermería hospitalaria y superior

educación. El mismo año vio la misión siria británica

entrar en el campo con el establecimiento de escuelas para niños y

niñas en Damasco, Beirut, Baalbek y otras ciudades. Su

La escuela de formación para niñas de la capital libanesa sigue siendo una

Preocupación continua.

De mucha mayor importancia fue el advenimiento de los Estados Unidos.

educadores, maestros, predicadores y médicos cuyo trabajo

culminó con la fundación del Colegio Protestante Sirio

(1866), ahora la Universidad Americana de Beirut. El francés

se apresuraron a seguir con su Universidad Saint-Joseph

(1874), ambas instituciones todavía líderes en el Cercano Oriente.


A través de estas dos instituciones de educación superior siria

entró en una nueva era en su evolución. A través de su

escuelas de medicina, el arte de curar entró tardíamente

su era científica. Los graduados de estas universidades se convirtieron en

líderes del pensamiento, la ciencia y la literatura no sólo en Siria

Líbano pero en todo el mundo árabe oriental. Ellos

fundó las primeras revistas literarias y científicas,

organizó las primeras sociedades científicas, estableció las más

escuelas modernas y produjo los libros más actualizados.

Su influencia no ha disminuido. Para implementar su

trabajo educativo que los estadounidenses tenían, ya en 1834,

estableció en Beirut una imprenta, una de las primeras

adecuadamente equipado para imprimir en árabe. Diecinueve años

más tarde los franceses, más particularmente la orden jesuita, siguieron

con la Imprimerie Gatholique conectada con su

Universidad de Beirut. Ambas prensas siguen en funcionamiento.

Pronto, las escuelas nativas comenzaron a desviarse de la tradición

métodos convencionales de instrucción y siguen los métodos occidentales

modelos. El francés y el inglés se introdujeron en la actualidad.

riculums. Comenzaron los libros de texto, los tratados científicos, las obras de teatro, las novelas
para ser traducido primero del francés y luego del inglés al

Satisfacer las nuevas necesidades de los jóvenes hambrientos de conocimientos. Por

principios del siglo XX una nueva cosecha de escritores, autores,

poetas, literatos y trabajadores científicos se habían criado y

230

Movimientos intelectuales y nacionalistas

estaba comenzando a avanzar lentamente hacia el frente, recibiendo

su estimulación del presente vivo en lugar de los muertos

pasado. A través de sus plumas el idioma árabe, oxidado con

edad y dado a la expresión de la tradicional no progresiva

pensamiento, recibió un nuevo pulido y una inyección de nueva vida

que lo inició en su camino para convertirse en un vehículo capaz

de expresar los matices más finos del pensamiento científico y la

sentimientos más delicados del corazón humano. En esto es

repitió su experiencia en Bagdad bajo Harun al-Rashid

y al-Mamun, cuando se levantó para hacer frente al desafío de la


nuevo día con sus traducciones del siríaco, griego y persa.

En ambos casos se embarcó en una nueva carrera de adecuada

y expresión eficaz para una generación recién iluminada.

El impacto de las ideas modernas: seculares, científicas, demo¬

crático, naturalista: hizo estragos en las viejas tradiciones,

creencias apreciadas e instituciones veneradas. Causó

tensión y provocó conflictos en el orden social. Esta

fue de hecho un período de transición y, como todos esos períodos,

una época de estrés y tensión. Los viejos lazos se estaban aflojando; con¬

las lealtades convencionales estaban cambiando; y escalas aceptadas de

el valor estaba siendo reorganizado. Cómo reconciliar lo viejo

con lo nuevo se convirtió y siguió siendo el principal problema.

Hasta ahora, la sociedad había consistido en dos clases: una de

terratenientes, aristócratas, eclesiásticos y los ricos y

otro de agricultores, campesinos, obreros y pobres.

Cualquiera en el medio no tenía importancia. Pero ahora un fresco

clase media de médicos, profesores, abogados, escritores y

otros profesionales, junto con una nueva variedad de negocios¬

hombres, emergieron y comenzaron a ejercer una influencia reveladora. Con

la ruptura del orden social la institución familiar, con


sus lealtades y virtudes consagradas, comenzaron a mostrar

grietas en su estructura. Sin embargo, esto era cierto solo en

asentamientos urbanos. A principios del siglo XX, las mujeres

estaban exigiendo y recibiendo una gran medida de libertad.

Los hijos buscaban esposas de su propia elección y cuando

casados se mudaban a sus propios domicilios.

Q, 231

Siria

Mientras tanto, se estaba produciendo una transformación económica,

menos violento pero no menos radical. En ella no profundamente arraigada

las emociones estaban involucradas como en el caso de lo social y

transformación espiritual. Hasta ahora, la agricultura había sido

en gran parte del tipo de subsistencia, más que comercial.

El agricultor medio se preocupaba por las necesidades

producir para su familia. El artesano también operó

en una escala estrecha, siendo sus clientes sus vecinos o compañeros


habitantes de la ciudad. El comerciante típico de la ciudad era su propio comprador,

vendedor y contable. Vecindad, relaciones personales

relación, caracterizó la mayoría de los tratos económicos como lo hizo

los sociales. Pero con los métodos mejorados de mar y tierra

transporte y la intrusión de comerciantes extranjeros y

bienes, este patrón cedió al cambio. Textiles fabricados en fábrica

de Manchester, artículos hechos a máquina de París y,

más tarde, productos básicos producidos en línea de Nueva York y

Detroit invadió el mercado. Antes de tal ataque, el

la primitiva industria local permanecía impotente. El público se desarrolló

un nuevo gusto por la ropa de moda, las bebidas alcohólicas, las bebidas suaves

bebidas, puros y cigarrillos, caramelos y bombones que

el mercado nativo era incapaz de producir. Pueblo y

la artesanía del pueblo, incapaz de adaptarse a la nueva situación,

disminuyó o desapareció. Aumentó la población urbana. Beirut,

que comenzó el siglo XIX con alrededor de 5000 in¬

habitantes, la acabó con unos 120.000; Damasco lo terminó

con 170.000. Él, entre los comerciantes de la ciudad que tenían el

previsión e inteligencia para adoptar nuevas técnicas en su

negocio sobrevivió, prosperó y logró la membresía en el

clase influyente en ascenso. En la vieja sociedad la discrepancia


entre las dos clases existentes, aunque genuino, no fue

tan evidente como en la nueva sociedad. Ahora las nuevas riquezas

pudo y mostró sus riquezas en forma de brillantes

joyas que engalanan a sus esposas e hijas, confeccionadas en París

ropa usada en ocasiones festivas, comidas y bebidas exóticas

- ninguno de los cuales estaba disponible antes. A medida que los ricos se volvieron

más ricos, los pobres se sentían más pobres.

232

Movimientos intelectuales y nacionalistas

La economía mejorada requería una mejor y más rápida

medios de comunicación. En 1863, una carretera que conectaba

Beirut con Damasco fue inaugurada por una empresa francesa.

Operaba un servicio de diligencia. Con esta carretera como el

arteria principal una red de carreteras finalmente unió la principal

ciudades de Siria-Líbano. Los carruajes tirados por caballos comenzaron a

rollo. En 1894, otra empresa francesa inauguró una


Ferrocarril Beirut-Damasco-Hawran. Este baúl fue más tarde

se extendió a Turquía, Irak y Hejaz. Por primera vez

los aldeanos remotos y los habitantes del desierto fueron llevados dentro

el rango de la civilización moderna. A la vuelta del vigésimo

El siglo Siria-Líbano fue reconocido como el más

provincia civilizada del imperio otomano. Autónomo

El Líbano era sin duda el sanjaq mejor gobernado.

Mayor conocimiento, mejor saneamiento y la

El aumento creciente en el nivel de vida resultó en una

Aumento de población. En 1840 la población estimada de

Siria-Líbano era un millón y cuarto, una fracción de

lo que era en la época romana. En 1900 llegó a cuatro

millón. Presión por el aumento y las ganas de escapar.

de la opresión otomana encontró una válvula de escape en la emigración

en Egipto. La mayor parte de los emigrantes eran cristianos

Libaneses que buscaban un nuevo hogar en el Egipto ocupado por los británicos.

Antes de 1890, esta era la única tierra a la que se realizaba la migración.

permitido oficialmente por los otomanos, que todavía lo consideraban un

parte de su imperio. Allí educaron sirios y libaneses

encontraron un campo más amplio y gratificante para su actividad.


Los gobiernos británicos de Egipto y Sudán dieron la bienvenida

a su empleo, especialmente a los educados en Estados Unidos

y escuelas británicas. Otros emigrantes los establecieron¬

yo como editores de revistas y periódicos, escritores,

intérpretes y profesores y se hizo conocido como los fundadores

de la escuela de periodismo y escritura todavía dominante en el

Oriente árabe.

A medida que la ola de migración crecía, salpicaba y alcanzaba

las Américas, donde en la actualidad apenas hay un buen tamaño

233

Siria

ciudad del norte o del sur que no reclama al menos

una familia libanesa o siria. En el Nuevo Mundo, occidental

Europa y Australia los inmigrantes dedicados a los negocios

búsquedas. Todo empezó desde cero. Muchos se convirtieron en líderes


del comercio y la industria en sus respectivas comunidades; algunos

amasó fortunas consideradas impresionantes según los estándares mundiales.

Pocos regresaron a casa para la residencia permanente. Así lo hizo

estos descendientes de arameos y fenicios escriben un

nuevo capítulo en la historia del comercio internacional digno

de sus antepasados. Remesas a la gente en casa

reforzó la economía de la antigua patria. Su árabe

periódicos en El Cairo, Nueva York, Sao Paulo, Buenos

Aires y otros lugares, junto con su cor¬

respuesta y visitas de revisión, reforzó los principios de

el secularismo, la autodeterminación y el nacionalismo ya en

operación allí.

Desde tiempos inmemoriales, la perspectiva de la vida a lo largo

el Cercano Oriente era religioso y místico. Todos los días suceden

Se les dio una interpretación providencial. Una epidemia

de la viruela, una plaga de langostas, una mala cosecha se con¬

considerado literalmente un acto de Dios. Con el avance de la ciencia,

sin embargo, se introdujo una visión más crítica y racional.

En consecuencia, las sanciones religiosas empezaron a perder fuerza.

Incluso la ley canónica del Islam, básicamente dada por Dios, sintió la
impacto de la secularización. Comenzaron los intentos de modernizarlo

con los sultanes antes de mediados del siglo XIX, pero

resultó ser prematuro. Antes del final del siglo nuevo

códigos comerciales y marítimos siguiendo modelos franceses

fueron promulgadas y adoptadas en todas las provincias.

De todas las ideas seculares introducidas desde Occidente, la

los más potentes eran políticos: autodeterminación, democracia

y nacionalismo. Los tres marcharon uno al lado del otro. De

el nacionalismo trío fue sin duda el más dinámico.

El despertar político, con su afán de desprenderse de los

dominación y afirmar la independencia, estaba destinada a seguir

el despertar intelectual. Era revolucionario francés

234

Movimientos intelectuales y nacionalistas

pensamiento que aportó los nuevos conceptos de libertad, igualdad


y fraternidad.

Estas y otras ideas afines encontraron su expresión más temprana.

- como era de esperar - en los escritos de Siria y

Residentes libaneses de Egipto, varios de los cuales estaban

condenado in absentia a muerte por el régimen opresivo de

Abd-al-Hamid (1876-1909). Uno de los primeros escritores árabes

para abordar el tema de la libertad y la igualdad,

definiéndolos y caracterizándolos, fue un Christian Aleppine,

Faransis cil-Marrash (1836-1873). Otro Aleppine, un

musulmán con turbante, Abd-al-Rahman al-Kawakibi (1846-

1906), autor de un tratado de lo más devastador sobre el

características de la dictadura y los males de la opresión '. En

1870 un cristiano Beiruti, Butrus al-Bustani, publicó una publicación literaria

revista que lleva por lema: 'Amor a la patria y

artículo de fe '- un concepto novedoso en una expresión completamente nueva.

El Islam ortodoxo consideraba que el país del creyente no

que delimitado por líneas geográficas o políticas, pero el

toda la zona donde vivían los musulmanes. El musulmán era un

patria religiosa, no territorial. Otro escritor, Adib

Ishaq, un damasceno que vivía en Egipto, fue uno de los primeros en


usar y dar vigencia a un nuevo término watan en el sentido de

patria. El término para el nacionalismo (qawmiyah) no

se pusieron de moda hasta la segunda y tercera décadas del

siglo veinte.

Aunque básicamente el concepto moderno de nacionalismo,

en el sentido de lealtad a una unidad política que trasciende todo

otras lealtades, incluida la religiosa, está en conflicto con la

teoría del Islam como fraternidad religiosa, la idea se desarrolló

desde débiles comienzos hasta convertirse en un clemente todo penetrante

en la vida de los musulmanes desde Marruecos hasta Irak. Es más temprano

expresión tomó la forma de un árabe que todo lo abarcaba

nacionalismo basado en el idioma y la cultura más que en

religión. Su primera voz fue la de un cristiano libanés,

Ibrahim al-Yaziji quien, en una sesión secreta de un sirio aprendió

sociedad celebrada en Beirut en 1868, recitó un fogoso poema original

235
Siria

en el que exhortaba: "Levántense, árabes, y despierten".

Ese verso pasó de boca en boca para convertirse en

el toque de corneta para un movimiento panárabe. La chispa im¬

desató fuego mediatamente en Egipto. A partir de una amplia

base el nuevo movimiento pronto sufriría fragmentación.

A medida que se desarrollaron los aspectos políticos, se diversificaron

y localizado. En Egipto, donde la oposición a la ocupación británica

se convirtió en la principal preocupación, un provincial - egipcio -

tipo desarrollado gradualmente. En Siria, los nacionalistas árabes habían

concentrar sus esfuerzos primero contra el dominio otomano y

luego contra el mandato francés y en esa medida parte

empresa con el movimiento general del panarabismo. Un

Se desarrolló un nacionalismo sirio anémico. En Siria, como en

Egipto, la generación joven se dividió así entre un

grandiosa lealtad panárabe y provinciana provocó

por las realidades de las condiciones existentes. En todos los casos un poderoso

arma adoptada del arsenal occidental fue con ello

dirigido contra Occidente. La experiencia de Egipto y

Siria se repitió también en Líbano e Irak.


Con el firme establecimiento del nacionalismo y la urgencia

por la independencia como pasión dominante en la vida el primer capítulo

en la historia de la Siria moderna se concluyó. La mitad-

siglo a partir de i860 lo llevó desde su época medieval

sueño hasta el amanecer de una era de iluminación y auto-

afirmación. Pero se avecinaba una seria interrupción. Oscuro

La nube se asomaba en el horizonte: la nube de la guerra mundial.

236

GUERRA, OPRESIÓN Y PESTILENCIA

Un brillante día de julio de 1908, el mundo se asustó ante la

noticia de que el largo y tiránico gobierno de Abd-al-Hamid fue

acercándose a su final. Un golpe de Estado protagonizado por oficiales en su propio

ejército había tenido éxito. Fue obra de la Com¬


miembro de la Unión y el Progreso, el brazo llamativo de un

sociedad organizada, conocida como los Jóvenes Turcos, que había

tuvo su inicio años antes en Ginebra a través de la actividad

de estudiantes y jóvenes reformadores y más tarde fue trasladado a

París. Tenía como objetivo una constitución con un parlamento electivo

y la construcción de un estado democrático homogéneo.

Wily Abd-al-Hamid reaccionó favorablemente, restauró el parlamento¬

de 1876, ordenó la abolición del espionaje y la censura.

barco y la liberación de todos los presos políticos. Una ola de

el júbilo se extendió por el mundo árabe. En Damasco,

Beirut, Alepo, Jerusalén y otras ciudades las nuevas medidas

fueron aclamados con fuegos artificiales, hogueras y oraciones elocuentes.

Era el amanecer de un nuevo día. La utopía otomana acechaba

a la vuelta de la esquina. Siria envió delegados al parlamento.

Sus nacionalistas fundaron en Constantinopla el árabe-otomano

fraternidad para promover la nueva causa. Pero el sultán no tenía

más intención de preservar esta parafernalia democrática

de 1908 que la de 1876. La primera constitución había sido

redactado por uno de los turcos más liberales de su época,

Midhat Pasha, entonces gran visir y más tarde gobernador de Siria.

Atrapado escenificando con los reaccionarios una contrarrevolución en


En abril de 1909, Abd-al-Hamid fue reemplazado por su tambaleante

hermano, Muhammad Rashad. Autoridad alojada en el

manos de un triunvirato militar del comité.

Con más celo que experiencia el nuevo régimen em¬

gritó sobre una política de centralización del poder, otomaniza-

237

Siria

ción de los elementos diversificados del imperio y la represión

de todo nacionalismo no turco. Con este fin prohibieron

todas las sociedades formadas por grupos no turcos. Nacionalistas árabes

fueron conducidos bajo tierra. Se le dio ímpetu a la de¬

centralista y las alas separatistas a su alrededor. Un grupo

de estudiantes y emigrantes sirio-palestinos y libaneses en

París organizó la Sociedad Árabe Joven con el objetivo de asegurar

Independencia árabe del dominio turco. Pero el árabe


Congreso que patrocinó allí en 1913, y que fue

asistieron veinticuatro delegados de Siria, Líbano y

Irak, incluidos dos libaneses de Nueva York, llamó simplemente

por la autonomía y el reconocimiento del árabe como el oficial

idioma. También advirtió contra la intromisión de los europeos.

potestades. Las sociedades secretas se multiplicaron en Damasco, Bagdad

y El Cairo. Los oficiales árabes del ejército turco formaron su

propias celdas. La falta de medios de comunicación lo dificultaba

coordinar o integrar el trabajo de la organización separada

ciones. Con estos desarrollos, los Jóvenes Turcos fueron

incapaz de hacer frente. Sus problemas domésticos fueron complicados

por extranjeros de naturaleza aún más grave. Cuando la guerra

estalló en agosto de 1914 el régimen de Constantinopla emitió

su suerte con los poderes centrales.

A finales de ese año, Jamal Pasha, miembro del triunfo

virato, llegó a Damasco como gobernador general de Siria-

Líbano-Palcstine y comandante en jefe del cuarto

Ejército otomano. El área fue considerada peligrosamente anti-

Otomano con fuertes inclinaciones pro-árabes y con el

Los cristianos del Líbano reciben simpatías pro-francesas.


Jamal no perdió tiempo en abolir la autonomía del Líbano y

poner en marcha una política de intimidación, deportación, tortura y

supresión de toda actividad nacionalista. Inauguró un

reinado de terror ante el cual los anteriores palidecieron y se ganaron

el sobrenombre de al-Saffah (derramamiento de sangre). En Alayh, 'novia

de los centros turísticos de verano libaneses ', instituyó la siguiente

verano un tribunal militar que sentenció sumariamente, incluso

condenados a muerte, sospechosos y líderes nacionalistas. Aquellos

238

Guerra, opresión y pestilencia

condenados a muerte fueron ahorcados en plazas públicas en

Damasco y Beirut. Membresía en una de esas sociedades

en la lista negra; cargos presentados por enemigos personales o

rivales celosos; simpatía con los franceses, como lo revela el

archivos incautados del consulado de Beirut; y sobre todo,

desposorio de la causa árabe sostenida por al-Sharif Husayn de


La Meca: cualquiera de estos fue suficiente para traer el supuesto

penal ante el tribunal militar. El Sharif en 1916

desplegó la bandera de rebelión contra los Jóvenes Turcos,

se declaró a sí mismo 'rey de los árabes' y entró en secreto

comunicación con los nacionalistas árabes fuera de Hejaz. Sobre

El 6 de mayo de ese año Jamal envió catorce musulmanes y

Cristianos en Beirut y siete en Damasco a la horca.

El día todavía se conmemora como 'día de los mártires' en ambos

ciudades, y los sitios se llaman 'mártires 5 cuadrados 5.

A modo de preparación para el mal concebido ataque a la

Canal de Suez Jamal impuso el servicio militar obligatorio, requi¬

bestias de carga y convocó a la población a

aprovisionar a sus tropas en un momento en que difícilmente podrían

provisión ellos mismos. El bloqueo aliado por mar y tierra

se estaba volviendo más estrecho y sus efectos comenzaban a notarse.

Toda la zona se convirtió en un paraíso para todo tipo de enfermedades.

gérmenes: malaria, tifus, tifoidea y disentería. Con¬

los soldados tamizados propagan todo tipo de enfermedades. Una plaga de

langostas en la primavera de 1915 velaron el sol y agregaron su

cuota a la miseria económica. Cualesquiera que fueran las drogas disponibles


apenas pudieron satisfacer las demandas militares.

La evidencia demuestra que en el caso del Líbano una deliberada

se hizo un esfuerzo para matar de hambre y diezmar a la gente. Sobre

Cien mil arcos estimados se han perdido fuera de

sus cuatrocientos cincuenta mil habitantes. Pero para

remesas y ayuda de los Estados Unidos, algunas de las cuales

fue desviado por las autoridades locales, las víctimas habrían

sido más pesado.

Mientras la gente pasaba por estos agonizantes

experiencias que las Potencias Aliadas estaban planeando la parcelación

239

Siria

de sus tierras entre ellos. El secreto Sykes-Picot

acuerdo de mayo de 1916, cuyo contenido se divulgó por primera vez

por los bolcheviques en Rusia, dividió el Creciente Fértil


entre Gran Bretaña y Francia. En octubre del anterior

año Henry McMahon, alto comisionado británico en El Cairo,

reconoció en nombre de Gran Bretaña la independencia

de los árabes dentro de ciertos límites definidos por el

Sharif para incluir el Creciente Fértil y aceptado con

ciertas reservas vagas. El Sharif había asumido el

liderazgo del movimiento panárabe. El 2 de noviembre

En 1917, Lord Balfour hizo su famosa declaración de que el

La opinión del gobierno británico favorece el establecimiento

de un hogar nacional en Palestina para el pueblo judío '-

lo que sea que eso pueda significar. Siete días después, un grupo anglosajón

Declaración francesa, emanada del encabezado general¬

cuarteles de su fuerza expedicionaria en El Cairo, aseguró el

gente que el objetivo previsto por estos dos poderes era

'la liberación completa y definitiva de los pueblos que han

durante tanto tiempo ha sido oprimido por los turcos, y el escenario

de los gobiernos y administraciones nacionales que deberán

derivar su autoridad del libre ejercicio de la iniciativa

y elección de las poblaciones indígenas ”. Estas promesas

se hizo eco de la doctrina de la autodeterminación previamente enun¬

ciado por el presidente Woodrow Wilson y su insistencia


que el acuerdo de posguerra debe basarse en 'la libertad

aceptación de ese asentamiento por parte del pueblo inmediatamente

preocupado'. Por el Día del Armisticio, 11 de noviembre de 1918, Aliados

tropas al mando del general Allenby, apoyadas por tropas árabes

bajo Faysal, hijo del rey Husayn, había ocupado Siria-

Líbano-Palestina. En cumplimiento de su recién enunciado

doctrina de la autodeterminación los líderes aliados en el

Conferencia de Paz de Versalles en 1919, donde Faysal repre¬

envió a su padre al argumentar el caso árabe, acordó enviar un

comisión a Siria. Pero solo Estados Unidos envió su

Comisión King-Crane, Inglaterra, Francia e Italia habiendo

no actuó. En su informe, que no se hizo público hasta

240

Guerra, opresión y pestilencia

1922, la comisión declaró que el consenso de opinión

en Siria insistió en la independencia, repudiando el mandato


forma de tutela, pero favoreciendo abrumadoramente la asistencia

proporcionado por los Estados Unidos o, en su defecto, por Great

Gran Bretaña, pero no Francia. Líbano por mayoría también

favoreció la independencia, pidió un Gran Líbano desde

Trípoli a Tiro, sin relación con Siria y recibiendo asistencia

de Francia. Sobre Palestina, la comisión recomendó

que se reduzca el programa sionista, la inmigración judía

limitada y la idea de convertir Palestina en un judío

mancomunidad abandonada.

Para entonces, la conferencia de San Remo (Italia) se había dividido

el imperio otomano (abril de 1920), dando a Francia el

mandato sobre Siria, Líbano y Gran Bretaña el

mandato sobre Palestina e Irak. El sueño del árabe

la unidad se hizo añicos. Cuatro meses después, Turquía firmó el

tratado de Sevres (Francia) por el que se renuncia a todos los derechos sobre el man¬

Territorio fechado. La institución del mandato era novedosa

en las relaciones políticas generalmente adscritas a la iniciativa de

General Smuts de Sudáfrica y presidente Wilson. Todos

cuatro mandatos - Siria, Líbano, Palestina e Irak -

fueron clasificados como clase A bajo la Liga de Naciones. los


pacto reconoció que estas comunidades habían alcanzado

una etapa de desarrollo donde su existencia como 'independiente

naciones pueden ser reconocidas provisionalmente sujeto a la

prestación de asesoramiento y asistencia administrativa por un

Obligatorio hasta el momento en que puedan estar solos '.

Además, el pacto reiteró la doctrina wilsoniana de que

los deseos de las personas interesadas eran ser un director

consideración.

241

BAJO EL MANDATO FRANCÉS

A principios de junio de 1920, Faysal, que se había convertido en el símbolo

de aspiraciones sirias, regresó a Damasco de su segundo

viaje a Europa plenamente convencido de que Inglaterra y Francia

no estaban de humor para aceptar un estatus completamente independiente para


Siria. Más que eso, había estado de acuerdo con Georges Clcmen-

ccau para aceptar asistencia administrativa, financiera y

asuntos técnicos. Pero un congreso sirio demasiado entusiasta,

convocada en Damasco, rechazó (8 de marzo) esta forma suave

de tutela obligatoria y proclamado rey Faysal sobre

una Siria expandida 'en sus fronteras naturales 5' desde el

Tauro al Sinaí '. En el congreso, Siria y Palestina fueron

adecuadamente representado, pero no el Líbano. El 14 de julio el

Alto comisionado francés Henri Gouraud, héroe con un solo brazo

del Marne, dirigió un ultimátum al rey Faysal

exigiendo la aceptación incondicional de la autoridad francesa

y poco después movió sus fuerzas sobre Damasco.

Las tropas experimentadas no tuvieron dificultad en conseguir una victoria en

Maysalun contra un puñado de apresuradamente reunidos, mal

entrenó soldados sirios. Faysal abandonó el país y fue

posteriormente instalado por los británicos como rey de Irak, donde su

nieto, hasta 1958, gobernó. El 1 de septiembre de 1920, Greater

Líbano fue declarado por Gouraud.

La propia Siria presentaba dificultades casi insuperables.

Fue quizás en el punto más bajo de su historia políticamente,


económica, social y espiritualmente. No se ha desarrollado

instituciones para el autogobierno, no hay una implementación adecuada para

procedimiento democrático, y su gente no tenía experiencia en

asuntos parlamentarios o servicio civil moderno. El hombre

datorio se enfrentó desde el principio a la tarea de

literalmente creando órganos administrativos y judiciales de

242

Bajo el mandato francés

estado, reparando carreteras, estableciendo la educación pública en un

base sistemática y desarrollo de los recursos naturales.

Lentamente, la obligatoriedad se estableció comparativamente moderna

maquinaria administrativa, llevada a cabo en el registro de la propiedad,

organizó un sistema educativo, alentó arqueología

investigaciones, concedió becas para estudiar en Francia, especialmente

en campos tan olvidados como el arte, creó un departamento de


salud y saneamiento y seguridad pública desarrollada.

Se promulgaron códigos legales modernos. Las costumbres fueron

organizado conjuntamente con el Líbano, cuya capital Beirut re¬

mantuvo el principal puerto de entrada para todo el interior del país.

Las obras públicas, incluidas las carreteras, no se llevaron a cabo como

a gran escala como en el Líbano. Pero en general el gobierno

Las energías del ment se dirigieron a la política más que a

problemas económicos y la propia gente concentrada

sobre la lucha política.

Sentían que la administración obligatoria difería más

en teoría que en la práctica desde el dominio colonial. A ellos

El control francés fue más directo y más odioso que eso.

ejercido por los turcos. Los tres primeros altos comisionados,

Henri Gouraud (1919-1923), Maxime Weygand (1923-

1925) y Maurice Sarrail (1925), quienes también fueron com¬

misioneros al Líbano y comandantes en jefe de la

Fuerzas Armadas, eran generales militares que se habían distinguido

ellos mismos en la Guerra Mundial. Para los ayudantes dibujaron en gran parte

sobre la reserva de oficiales con experiencia colonial en

África. Intentos repetidos de llegar a un compromiso entre


las aspiraciones nacionalistas y el dominio francés fracasaron. Un bosquejo

constitución presentada en agosto de 1928 por una asamblea electa

asamblea constitutiva fue rechazada por el comisionado y el

la asamblea misma se disolvió. Hasta 1930 el país fue

gobernado sin constitución. Incluso el que entonces pro¬

mulgado fue redactado por el propio comisario, pero

encarnaba mucho material, con reservas, de la

presentado por la asamblea. Posibles movimientos separatistas

- regionales y religiosos - tuvieron la oportunidad de ser

243

Siria

actualizado y el antiguo principio de 'divide y vencerás 5

se aplicó. El país se dividió en cuatro estados:

el estado de Damasco, el estado de Alepo, el de la

Drusos en Hawran y el de los alauitas centrado en

Latakia.
Se administró una dosis mayor de cultivo francés que

la gente lo toleraría. El idioma francés fue em¬

escalonado a expensas del árabe. Medidas represivas

se tomaron contra los nacionalistas. Shukri al-Quwatli, futuro

presidente de la República independiente, Faris al-Khuri,

futuro primer ministro, Salih al-Haffar, también primer ministro-

futuro, y otros líderes de pensamiento y acción fueron, en algunos

tiempo u otro, desterrado o encarcelado. Se colocaron restricciones

sobre las libertades personales para exasperación de la población,

que empezaron a dar rienda suelta a su descontento en huelgas y locales

levantamientos que culminaron en la revuelta general de 1925. Desató

por los drusos, la revuelta pronto se extendió a Damasco, Alepo,

Hamah y otros lugares y continuó hasta el otoño

de 1927, cuando la capital fue sometida a un bombardeo

por artillería y aviones que dejaron cicatrices durante años para

venir. Ante el estallido de indignación mundial

los franceses reemplazaron al alto comisionado por un civil,

Henri de Jouvenel, cuyo intento de negociar las condiciones de paz

no tuvieron éxito. Igualmente infructuosos fueron los esfuerzos de

sus sucesores. En enero, un congreso nacionalista se reunió en el


capital, condenó formalmente la política francesa y emitió un

Manifiesto panárabe.

Los últimos años del siglo XIX fueron marcados con un resentimiento aún mayor.

porque Francia, en violación de los términos del mandato

fecha encargándole de salvaguardar la integridad de la

territorio confiado a su cuidado, otorgó a Turquía privilegios en

el Sanjaq de Alexandretta y finalmente lo cedió en junio

1939 para incorporarse a la República Turca. los

Los turcos tenían una minoría considerable en el Sanjaq. Este fue el

precio - pagado a expensas de Siria - para ganar Turquía a

el bando anglo-francés en la gran guerra que se estaba desarrollando.

244

TURQUÍA A Mar'aah

'Diyar Bakp-
Tarso Adana / ^ ** Gaziantep 0 v ° Edessa

/ jepp °

N/

Al-Raqqah.

af

Hamah%

... JoHims

^ '° Tadmur
jhlah * 0

o Damasco

ias _ • '* tA \

o Bu8ra ^ \

—Op

<? -

LmmSn q

lem.

^\
Cq

JL ^ \

Ai-'Ansn iNEGEB /% \

\/▼\

I*

Dayr al-ZuP '

r 'Eup ^ .N

AL -'IRAQ

EGIPTO'-,, i £ ** »'*«
vi

\#

\ iAl- r Aqabah

SIRIA Y LÍBANO

EN LA VÍSPERA DEL

SEGUNDA GUERRA MUNDIAL

Con países limítrofes

Millas inglesas

o * o 100150 aoo
Bajo el mandato francés

La Segunda Guerra Mundial fue infinitamente más amable con Siria

y los sirios que el primero. Propaganda alemana, aunque

intensivo y a veces efectivo, no resultó en una hostilidad abierta

por parte de los sirios, como sucedió en el caso de los iraquíes. Temiendo

penetración de las potencias del Eje y apreciando plenamente la

condición rebelde de Palestina debido a la infiltración sionista,

los franceses y británicos tomaron las medidas preventivas necesarias

contra la intensificación del descontento y la desconfianza de los nativos. Su

El aumento de tropas requirió grandes suministros de alimentos y

necesitaba construir nuevas carreteras, reparar las viejas y

emprendiendo otras empresas públicas, todas las cuales dieron

empleo añadido a los trabajadores locales. Aumentó el comercio de tránsito.

El Centro de Abastecimiento de Oriente Medio, establecido en El Cairo,

planificado para toda la zona ampliada, trigo, arroz,

carne, drogas y otras necesidades de la vida, ayudaron a aumentar

producción local, se ocupó eficazmente de la situación resultante


de la escasez de envío y, en general, no solo tuvo éxito

en evitar la necesidad y las epidemias, pero contribuyó a una medida

de prosperidad. Mientras tanto, varios comerciantes e industriales

amasó fortunas mediante el acaparamiento y otros medios.

En el aspecto político, sin embargo, el retroceso en lugar de

la progresión marcó la escena. En mayo de 1939 Gabriel

Puaux, alto comisionado desde principios de 1938, renunció en

el nombre de su gobierno el tratado franco-sirio que

se había negociado ya en 1936. Luego procedió

restablecer el régimen obligatorio sobre una base más firme.

Se declaró la ley marcial. Con la rendición de Francia al

Axis juró lealtad al gobierno de Vichy y de cerca

colaboró con la comisión alemana enviada a Siria-

Líbano. Las tropas británicas y francesas libres tuvieron que abrir

hostilidades por la recuperación de la tierra. El 8 de junio de 1941,

sus tropas entraron en Siria desde el este y el sur y

obligó al comandante en jefe de Vichy en Siria y Líbano

pedir términos, cancelando así los intentos alemanes de obtener

control de estos territorios. Georges Catroux fue nombrado

por el jefe de los franceses libres, general de Gaulle, como


R 247

Siria

comandante de las tropas del Levante, delegado general

y plenipotenciario. El día de la invasión de Siria

por las tropas aliadas, el general Catroux había proclamado a la

Pueblo sirio que fue enviado 'para poner fin a la man¬

régimen datorio y proclamarte libre e independiente '.

El gobierno del Reino Unido también declaró que 'ellos

apoyarse y asociarse con la garantía de

independencia otorgada por el general Catroux en nombre de

General De Gaulle a Siria y Líbano '. En septiembre

16 Catroux anunció formalmente la independencia de Siria y

once días después, su nuevo gobierno proclamó formalmente

su condición de estado independiente. Pero todo esto fue mas

nominal que real. Hubo pocos cambios en el personal.

y menos en métodos. No se estableció una vida constitucional


hasta agosto de 1943, cuando una cámara recién elegida eligió la

líder nacionalista Shukri al-Quwatli como presidente de la

República. El gobierno nacional trató de ganar pos¬

Sesión de los poderes y prerrogativas del gobierno independiente.

Inauguró legaciones en París, Londres, Moscú y

Washington y posteriormente en otras capitales.

Pero pronto surgieron puntos de disputa. El principal de ellos fue

la disposición de los llamados intereses comunes que involucran

asuntos de interés (como las aduanas) tanto para Siria como para

Líbano. Luego estaban las 'tropas especiales', localmente

reclutados de los impuestos sirios y libaneses, capacitados y

integrado con el ejército de ocupación. Francia entonces

exigió un nuevo tratado que le otorgara una posición privilegiada en

el país, que los sirios rechazaron categóricamente. Como

a finales de mayo de 1945, cuando Siria se opuso a la admisión de

nuevas tropas francesas y rompieron relaciones con Francia, el

ejército de ocupación repitió su desempeño de dieciocho

años antes y bombardeó Damasco con aviones y

cañones de campaña. Era el día 29 de mayo; delegados de todas partes

el mundo estaba celebrando en San Francisco la reunión constitutiva


de las Naciones Unidas. Ningún día peor podría haber sido

elegido. El impacto fue universal. Los británicos intervinieron

248

Bajo el mandato francés

y orden restaurado. A finales de año Francia y

Gran Bretaña había acordado consultar sobre la evacuación de sus tropas.

tanto de Siria como del Líbano. La admisión de ambos estados

a las Naciones Unidas el 12 de abril de 1945, implicaba inter¬

reconocimiento nacional de la terminación del mandato.

Veinte días antes de que Siria hubiera firmado el pacto del

Liga Árabe de nueva creación, cuyos otros miembros eran

Egipto, Irak, Líbano, Arabia Saudita, Transjordania y

Yemen. Bajo la presión de las Naciones Unidas,

la evacuación de Siria se completó por fin el 17 de abril de 1946;

la del Líbano el 31 de diciembre de 1946. Una plaza pública

en Damasco y una fiesta nacional conmemoran 'el día


de evacuación '. El autogobierno se convirtió entonces en

establecido.

249

REPÚBLICA INDEPENDIENTE

Siria se embarcó en su carrera como país totalmente independiente

estado bajo su presidente Shukri al-Quwatli con esperanza y

aspiración pero sin un camino rosado a la vista. Pronto encontró

asediada por una multiplicidad de problemas espinosos, tanto

interno y externo. Primero estaba su relación con su

hermana gemela Líbano, con la que compartía el común

intereses de aranceles y derechos de aduana, concesión concesionaria

panies, la administración de antigüedades y la custodia de

la frontera común. Con Turquía deseaba resolver el

problema de Alexandretta, ahora la provincia de Hatay. Vis-


frente a Jordania, se enfrentó a la cuestión de la Gran Siria durante mucho tiempo y

defendido ardientemente por el rey Abdullah. En 1946 el rey

declaró que para impulsar este proyecto no estaba motivado

intereses dinásticos, sino más bien por el ideal de un panárabe

estado nucleado alrededor de una unidad conjunta Siria-Palcstine. Un

influyente grupo sirio favoreció el plan. Otro, el

Partido Popular, defendió el proyecto Creciente Fértil,

patrocinado por Irak, que traería a Siria, Irak y

Jordania en una entidad como paso preliminar hacia la

realización de una unión panárabe. Los iraquíes podrían afirmar que

su rey, como hijo de Faysal, tenía derecho a ambos tronos; pero

sus relaciones de tratado con Gran Bretaña hicieron vacilar a los sirios.

Diferente de todos estos grupos y distinto en sí mismo fue

el Partido Nacionalista Sirio, que predicó la doctrina

que existía algo así como una nacionalidad siria en¬

dependiente y no relacionado con el arabismo. Siria, en su

definición, incluido Líbano. La organización fue autor¬

itaria en su administración, agresiva y decidida en su

propaganda, y pronto ganó conversos principalmente entre los

juventud educada. Su fundador, un cristiano libanés que había


250

República Independiente

vivió en Brasil, fue condenado a muerte por los libaneses

gobierno por conspirar contra su seguridad.

El partido luego pasó a la clandestinidad. Por último, pero no menos importante, fue

el problema sionista, que había surgido de su estrecho

dimensiones y asumió importancia internacional. Siria

no podía tolerar la idea de un estado sionista intrusivo

creado a expensas de un territorio no sólo contiguo a

pero se considera parte de él. Dentro de las propias fronteras de Siria

hubo quienes favorecieron a uno u otro de los pro¬

proyectos planteados, pero contra el sionismo el sentimiento era intenso

y unánime.

De todos estos problemas, el sionista era el más urgente.

La situación en Palestina se estaba saliendo gradualmente de control.


Comenzó a prevalecer un estado de terrorismo rayano en la anarquía

cuando la Agencia Judía absorbió la autoridad de los británicos

obligatorio e inundó la tierra con nuevos reclutas de

en el extranjero, en su mayoría jóvenes y potenciales combatientes del sionismo.

Cuando la asamblea general de las Naciones Unidas el

El 29 de noviembre de 1947 aprobó el plan de partición de Pales¬

Estalló la guerra de guerrillas. La mayoría vota por

La partición se aseguró en el último minuto maniobrando

y cabildeo intensivo por parte de agentes de los Estados Unidos en Lake

Éxito y tirando cables desde Washington, todo en

respuesta a la presión judía. Sentimiento árabe anti-occidental

ahora comenzó a incluir a los Estados Unidos. Como el United

Las naciones no tenían medios para hacer cumplir la partición o establecer

seguridad y cuando las tropas británicas se retiraron, los sionistas

alcanzó la superioridad militar sobre los árabes palestinos

'ejército de liberación' y el 14 de mayo de 1948 proclamó el

estado de Israel. Inmediatamente fue reconocido por el

Estados Unidos y Rusia. Miembros de la Liga Árabe,

incluida Siria, se movieron contra el nuevo estado, pero su dis¬

tropas organizadas, inadecuadamente equipadas y mal entrenadas,

con la excepción de la Legión Árabe de Jordania, hizo tal


pobre demostración de que tenían en febrero de 1949 para firmar un

armisticio con Israel.

Siria

En todo momento, la situación interna en Siria se estaba moviendo

de mal en peor. Como en el mandato, el pueblo

el pensamiento y la energía continuaron canalizándose en políticas

y canales militares en detrimento o descuido de otros

aspectos de la vida. Las finanzas pasaron a una situación desastrosa.

La moneda, todavía ligada al franco francés, se mantuvo inestable.

A medida que los precios se dispararon, las ventas cayeron. El desempeño militar en

Palestina fue humillante. Un Israel expansionista planteaba un

amenaza a la seguridad de Siria. El espejismo de una unión árabe

se oscureció más allá del reconocimiento. Había llegado el momento de una

cambio de gobierno.

En la noche silenciosa del 30 de marzo de 1949, se produjo un golpe de estado.

tramado por un grupo de ejércitos encabezado por el coronel Husni al-


Zaim. Al-Quwatli y algunos de sus ministros fueron detenidos

detenidos hasta que firmaron sus renuncias. Hay¬

se efectuó el primero de una serie de tres golpes militares

que puntuó los nueve meses restantes del año.

Al-Zaim introdujo reformas progresistas, incluso radicales. Él

otorgó a las mujeres de educación primaria derechos electorales y

trajo las instituciones de caridad con fondos privados (waqfs)

bajo control estatal. Ordenó un toque de queda, censura forzosa

nave de la prensa y cerró las fronteras. Un 15 por ciento

se ordenó el impuesto sobre todas las empresas industriales y se hizo retro¬

activo hasta 1940. The Arabian American Oil Company

(Aramco) se le concedió el permiso para su propuesta de Trans-

Oleoducto árabe (Tapline). Una ley comercial moderna

fue adoptado. El dictador sirio tomó Kemal Atatiirk

para el modelo. El coronel se promovió a sí mismo a mariscal de campo

y encargó a París una batuta ricamente ornamentada. Sus¬

Picion difundió que tenía inclinaciones francesas. Su caída fue tan

abrupto y dramático como su ascenso.

El 14 de agosto otro grupo de oficiales, encabezado por el coronel

Sami al-Hinnawi, forzados a entrar en la residencia de al-Zaim


y la de su primer ministro, aprehendido y sumariamente

les disparó, para salvar el país, en palabras del com¬

munique, del tirano que había abusado de su autoridad,

252

República Independiente

fondos públicos desperdiciados y libertad personal restringida. Alabama-

El régimen de Hinnawi fue incluso más corto que el de su predecesor.

y mucho menos productivo. El 19 de diciembre un tercer golpe

diseñado por el coronel Adib al-Shishakli, jefe de personal, over¬

arrojó el régimen de Hinnawi porque 'conspiró contra el

régimen republicano en conjunción con elementos extranjeros ”.

Al-Hinnawi favoreció la unión con Irak y el 'extranjero

clemente ', el supuesto villano, en este caso era Gran Bretaña,

Aliado de Irak. Hashim al-Atasi, de setenta y cuatro años,

elegido poco antes como presidente provisional de la

República, se mantuvo. A su debido tiempo, al-Shishakli reunió


las riendas del poder ejecutivo en sus propias manos.

Las condiciones no mejoraron mucho con el nuevo

régimen. La ruptura de la unión aduanera sirio-libanesa

(Marzo de 1950) cortó el último vínculo económico con su

vecino. El Líbano siguió su tradicional política de

libre comercio y mercado abierto, mientras que Siria se embarcaba en una

política arancelaria protectora. Se cerró la frontera libanesa

a las exportaciones sirias. Siria fue el país que más sufrió económicamente.

Planeaba mejorar el puerto de Latakia y las carreteras

que conduce desde y hacia él. El asilo dado a la política siria

los refugiados en el Líbano era una fuente constante de fricciones. Sobre

se intensificaron los enfrentamientos fronterizos entre Siria e Israel. El principal

La cuestión era si Israel tenía derecho a ampliar su drenaje.

trabajar en los pantanos del lago Huleh hasta los tramos superiores del

Jordania, incluida en la zona desmilitarizada entre los dos

estados. Los llamamientos a las Naciones Unidas por ambas partes fueron

frecuentes pero los resultados a menudo insatisfactorios. Anti-occidental

El sentimiento se intensificó, especialmente desde que Israel estaba recibiendo

armas y apoyo financiero de Gran Bretaña, Francia y

los Estados Unidos.


El ítem de defensa nacional subió más y más alto en

el presupuesto sirio. El gobierno rechazó la ayuda estadounidense

'con cuerdas atadas a él'. No hubo inmediato

fuente a aprovechar para impulsar la inestable economía. De largo alcance

Los proyectos fueron encabezados por el drenaje de los pantanos de Ghab.

253

Siria

en el Orontes, que recuperaría e irrigaría 200.000

acres a un costo de $ 280,000,000, proporcionar energía hidroeléctrica

para la nueva industria y exterminar insectos portadores de enfermedades.

Otros proyectos importantes de drenaje e irrigación involucraron

Eufrates, los rios Khabur y Yarmuk en cinco

plan anual adoptado en 1955 a un costo estimado de aproximadamente

$ 200,000,000. Por decreto unos 4.000.000 de acres de estado

las tierras de dominio se distribuyeron entre una serie de agri¬


asentamientos cooperativos culturales. Acuerdos comerciales con

Líbano puso fin al estancamiento. Agua, luz y com¬

empresas de comunicaciones en Damasco y Alepo fueron

nacionalizado. En junio de 1953, al-Shishakli promulgó un

proyecto de constitución modelado hasta cierto punto a partir del de

los Estados Unidos. Contó con un presidente electivo en cuyo

manos alojadas el poder ejecutivo, una cámara de diputados con

función legislativa y una corte suprema.

En un momento en que el régimen de Shishakli parecía seguro,

las corrientes subterráneas se hincharon para socavarlo. Cuatro años fueron

no es suficiente para reconciliar o eliminar la oposición. El árabe

Partido de la Liberación, una creación Shishakli y la única

Permitido operar, resultó ser una caña rota. Negocio

huelgas, manifestaciones estudiantiles, disturbios políticos ganados

más impulso a medida que el año 1954 pasó a 1955. El

encarcelamiento de doce líderes de la oposición, algunos de los cuales

había ocupado los puestos más altos en el gobierno, y el

el apresuramiento de tropas para aplastar los levantamientos en Jabal al-Duruz pro¬

indujo los resultados opuestos. Por fin, cuando la garra de Alepo

rison declaró su rebelión y amenazó con marchar contra


la capital, al-Shishakli cedió. Ofreció su renuncia

y huyó a Arabia Saudita y más tarde a París, donde aún se encuentra.

El anciano Atasi, derrocado por el dictador en 1951, fue restaurado

al poder por el ejército. Reemplazó la constitución Shishakli

con la de 1950. El 6 de septiembre, Shukri al-Quwatli,

que había huido a Egipto durante el golpe de Zaim, regresó a

aceptar la elección de la cámara de diputados como presidente de la

República. Un gobierno militar de cinco años inscribió un círculo que

254

República Independiente

lo devolvió a su punto de partida. Fue probado y probado

falto. El control civil con autoridad constitucional fue

reanudó.

Bajo al-Quwatli, Siria persiguió el ideal de la unidad árabe

a través del acercamiento con Egipto y Arabia Saudita. Hostil


a Israel, hostil hacia Turquía, enajenado del Líbano

y más recientemente de Irak, se sintió aislada y vulnerable.

capaz. Por historia, geografía y tradición, Irak habría

sido un socio natural de Siria. Pero la firma por Irak de

el pacto de Bagdad (febrero de 1955) lo alió con Turquía

y Occidente. Tanto Egipto como Siria consideraron entonces la

El pacto de seguridad de la Liga Árabe ya no es efectivo y el

dos sujetos a un nuevo tratado de defensa. El Tratado

unidad de mando establecida y entrenamiento cubierto, equipo¬

y otras fases de la organización y actividad militar.

En el tema de Oriente u Occidente, Siria y Egipto estaban de acuerdo.

Arabia Saudita estaba decidida en su oposición a los tratos

con Rusia.

La política declarada de Siria bajo al-Quwatli fue que

de 'neutralidad': rechazo de los pactos extranjeros y disposición a

recibir armas de cualquier fuente que las ofreciera 'sin

instrumentos de cuerda'. Rusia y sus satélites expresaron su voluntad de

acomodar. A principios de 1956, el gobierno sirio re¬

llamó a su delegación en busca de un préstamo de treinta millones de dólares

del Banco Internacional de Reconstrucción y Desarrollo¬


ment. Firmó un acuerdo comercial y de pago con

Rumania exportará algodón, tabaco, pieles, textiles y olivo

aceite para madera rumana, tintes, productos quimicos, medicinas, agri¬

motores culturales y otra maquinaria. Acuerdos similares

seguido de Hungría, Bulgaria y Checoslovaquia.

Se intercambiaron misiones culturales con Rusia y Europa.

China munista. El acuerdo cultural con Rusia involucrado

intercambio de especialistas en ciencia, arte, educación y erudito¬

buques. Ocho de los treinta países participantes en el

Tercera feria internacional de Damasco (septiembre de 1956) be¬

añorado por el bloque comunista. En la feria de 1957 Great

255

Siria

Gran Bretaña, Francia y Estados Unidos destacaron por

su ausencia.
La tensión sirio-israelí continuó sin cesar. Frontera en¬

los incidentes se volvieron más serios. Una redada israelí contra un sirio

Puesto del ejército en la esquina norte del Mar de Galilea.

(N de diciembre de 1955) mató a treinta y seis sirios contra seis

Israelíes y, siguiendo un consejo de seguridad de las Naciones Unidas

informe, obtenido de las tres grandes potencias occidentales un

censura en 'términos fuertes e inequívocos 1. Pero en efectivo¬

ness esta censura no era más fuerte que una cataplasma de antaño

en un área cancerosa. La continua ayuda a Israel desde el

Occidente, particularmente de los Estados Unidos, la supuración

herida de los novecientos mil refugiados palestinos,

la política de Francia en el norte de África, un aumento de la frontera

Los enfrentamientos con Turquía intensificaron la hostilidad hacia Occidente, ya que

acercamiento acelerado a Oriente. Todo esto instó en¬

preparación militar tensa. Planos de construcción de aire¬

refugios de asalto, para introducir el entrenamiento militar en secundaria

y escuelas de comercio y para fortalecer las defensas fronterizas fueron

apresuradamente colocados y ejecutados. El 12 de agosto de 1956, una nación¬

Se anunció un amplio reclutamiento de civiles, incluidas mujeres.

Cualquier esperanza de reconciliación con Occidente se hizo añicos.


cuando el 30 de octubre de 1956, la invasión de Egipto por Israel fue

secundada por una anglo-francesa. Siria se unió al apoyo

puerto de su aliado. Oficiales del ejército volaron el petróleo de Irak

Las tuberías de la empresa en su territorio y las reparaciones fueron

permitido sólo después de la retirada de todas las fuerzas extranjeras de

Egipto, a pesar de la pérdida de un elemento importante en el país

ingreso nacional. El triple ataque a Egipto y su fracaso

para lograr su propósito elevó la estatura de Gamal Abdel

Nasser (Jamal Abd-al-Nasir) del de un egipcio nacional

héroe de un árabe internacional; lo colocó en un nicho

por sí mismo, un símbolo de resistencia a la agresión occidental

y un campeón de la causa panárabe. Al musulmán

masas en todo el suroeste de Asia el presidente egipcio

se convirtió en un ídolo.

256

República Independiente
Rusia también amenazó con ayudar a Egipto con "voluntarios".

A principios de verano, su ministro de Relaciones Exteriores había realizado una visita

a Egipto y Siria, y cuando el presidente al-Quwatli fue

devolviendo la visita a Moscú, el presidente le aseguró

Klimenti Y. Voroshilov en una recepción en su honor de la Unión Soviética

disposición 'para proporcionar a Siria la asistencia necesaria para

superar lo más rápidamente posible los vestigios del colonialismo ',

y al hacerlo 'la Unión Soviética no reclama privilegios ni

ventajas para sí mismo '. En dos ocasiones siguientes, cuando

Siria acusó a Turquía de pretender agresión, advirtió Rusia

de su disposición a apoyar a la parte siria. Así hizo el

La Unión Soviética busca y encuentra un terreno común para identificar

sus intereses con los de Siria y el resto de los

mundo: hostilidad a las tres grandes potencias occidentales, armas

contra Israel y simpatía por el movimiento panárabe.

Fue su política la que ganó amigos, no su ideología. Oficialmente

el partido comunista seguía proscrito en Siria, ya que era

en otros estados árabes, aunque un escaño en el parlamento estaba

sostenido por su líder. Tan tarde como el otoño de 1957 al-Qiiwatli

todavía estaba declarando: 'Si no hubiera sido por Israel, no


han sentido la necesidad de nuevas armas; y si no fuera por el

trato preferencial implacable de Israel por parte de los Estados Unidos

Estados, no nos hubieran presentado a nuevos rusos '.

Por otro lado, la doctrina de Eisenhower que ofrece

ayuda y protección a cualquier país del Cercano Oriente que buscara

contra la amenaza comunista cayó fiat y fue rechazada por

justo por el gobierno sirio (junio de 1957). El tri¬

acuerdo parcial de mayo de 1950 entre Gran Bretaña, Francia

y los Estados Unidos para tomar medidas inmediatas contra cualquier

El estado árabe o Israel violando la frontera carecía de implementación.

al igual que la política declarada de `` amistad igualitaria para ambos

partes '', declaró el secretario de Estado John Foster Dulles el

su regreso de un viaje a la zona conflictiva. La baja

curva en las relaciones sirio-estadounidenses tocan fondo cuando en

13 de agosto de 1957, autoridades militares 'destapadas' en Damas¬

cus "un complot estadounidense para derrocar al actual régimen de Siria".

257
Siria

Se aprovechó el anuncio para reorganizar, en

favor del lado izquierdista, algunos altos oficiales del ejército.

Tres funcionarios de la embajada estadounidense fueron destituidos. En represalia

Estados Unidos expulsó al embajador sirio y

uno de sus ayudantes de Washington. Poco después de eso Siria,

respaldado por Rusia, acusó a Turquía de concentrar tropas en

su frontera siria, y el primer ministro Nikolai Bulganin advirtió

que 'la Unión Soviética no puede permanecer indiferente' ante 'la

informe sobre la concentración de tropas turcas en Siria

frontera'.

Durante dos años, sirios y egipcios se han estado considerando

considerar la posibilidad de la unión política como primer paso hacia

uno panárabe. Ya era hora de tomar medidas decisivas.

y consumar la fusión de los dos estados en uno.

Intercambio de visitas y opiniones entre altos funcionarios, reuniones

de los comités paritarios de diputados y de las comisiones de ministros

y ahora se aceleraron otras medidas pertinentes. los


se sentaron las bases para un proyecto de constitución. En la primera

de febrero de 1958 la fusión de los dos en los Estados

República Árabe, con el presidente Nasser a la cabeza, se pro¬

reclamado en El Cairo. La nueva República tendría uno

bandera, un ejército y un pueblo. Otros estados árabes fueron

invitado a unirse. El reino de Yemen respondió y

Negociaciones abiertas. Los de Irak y Jordania, bajo dos

jóvenes primos reyes, reaccionaron con una fusión de los suyos que

fue nombrada Federación Árabe. Arabia Saudita se quedó

la cerca. El Líbano declaró que no interferiría

en los asuntos internos de sus vecinos ni interferir en el semblante

cia de su parte en sus asuntos.

El escenario estaba listo para un nuevo acto en el drama de Arab

historia. La firma del acta de nacimiento de los Estados

República Árabe inscribió el título de la primera escena, en la que

el papel que debe desempeñar Siria pertenece a la historia futura.

258
ÍNDICE

NOMBRES Y LUGARES

Abbas, abu-al-, 149, ver al-Saffah

Siria abasí, 151

Abbasíes, 148, 150, 152, 156, 169, 204

Abd-al-Hamid, 235, 237

Abd-al-Malik, 125 IT., 146

Abd-al-Nasir, 256, véase Nasser

Abd-al-Rahman I, 149 años

Abdullah, general, 151

Abdullah, rey, 250

Acre, 35, 56, 63, 88, en, 128, 161,

175, 178, 185, 187, 189, 193, 218,

223 pies.
Aclium, 76

Adid, al-, 183, 186, 190, 200, 205

Adonis, 38 años

Adrianópolis, 213

Egeo, 35, 40, 122

Afdal, al-, 200

Afganistán, 130

África, 2, 3, 36, 67, 132. 243

Ahmose I, 39

Acadios, 32

Alamut, 187, 202


Alawitcs, 172, 244

Alayh, 238 años

Alepo, 14, 33, 40, 56, 105, no, en,

153, 1G0, 164, 166, 168, 173 y siguientes, 181,

182, 186, 200, 203, 205, 209 y siguientes, 214

215, 218, 220 y siguientes, 225, 229, 237, 244,

254

Alejandro, 3, 43, 45, 54, 56, 65, 111

Alexander Jannaeus, vaya

Alejandro Severo, 94

Alcxandretta, 6, 9, 54, 218, 244, 250

Alejandría, 54, 58, 70, 86, 105, 116

Alejo Comneno, 176

Argelia, 120

Ali, 116, 117, 124, 125, 133, 145, 168,

170, 172
Ácidos, 123, 124, 148, 152, 164

Allah, 170

Allat, 62 años

Allenby, 240

Potencias aliadas, 239

Alp Arslan, 174

Amanus, 9, 128

América, 19, 233

Universidad Americana de Beirut, 230

Amin, col., 153

Ammón, 47

Amorreos, 32, 33, 38, 43, 46

Amorium, 154, 158

Amós, 51

Amurru, 32 años
Anatolia, 39, 40, 130, 154, 174 y sigs., 213

Ankara, 211

Antarah, 198

Antígono, 55, 60

Anti-Líbano, 12, 14, 19, 45, 78, 156

Antioquía, 5, 6, 9, 13, 55 y sigs., 63, 64, 67,

72, 80, 81, 83, 86, 87, 91, 92, 97,

99 y sigs., 105, no, hola, 160, 166, 175,

177,181,184,190, 197, 202, 205, 229

Antíoco III, 57, 67

Antíoco IV, 58, 59

Antípatro, 55

Anti-Tauro, 120, 121, 177

Apamea, 56, 67, 84, 89, 97, 105

Apócrifos, 64

Apollinaris, 99
Apolo, 63, 136, 146

Aqabah, al-, 12

Árabe, 141

Academia Árabe, 203

Oriente árabe, 186, 217

Federación Árabe, 5, 258

India árabe, 130

Liga Árabe, 249, 251, 255

Legión Árabe, 251

Musulmanes árabes, 142, 143

Arabi, ibn-, 209

Arabia, 20, 21, 32, 43, 61, 62, 78, 79,

82,85,87,89,97,104,106,107,

114, 126, 127, 217, 225

Compañía Petrolera Árabe Estadounidense, 252

Desierto de Arabia, 15
Siria

Musulmanes árabes, 113, 138, 140, 148,

156

Península arábiga, 31

Oleoducto árabe, 252

Árabes, 2, 32, 59, 108, 113, 115, 119,

13L 14 ^ * 49> * 57

Árabe, 26, 31, 32, 62, 78, 123, 129,

133, 138, 141, 143, 144, 155 IT., 166,

i & b i <> 3> * 99 '226, 231, 244

Arabización, 127

Arabisina, 2f, o
Árabes, 62, 77, 78, 85, 121, 127, 128,

134, 142, 175, 193, 213, 236, 240

Aradus, 35, 53, 54, 67

Aragón, 131

Mar de Aral, 135

Aram, 156 años

Arameo, 55, 76

Arameos, 2, 33, 37, 43, 45, 46, 78,

86, 234

Arameo, 31,45, 46, 52, 61, 62, 64, 78,

86, 92, 98, 129, 141, 144

Arcadio, 97

Arquímedes, 138

Cristianismo arriano, 132

Arrianismo, 99, 100

Aristotelismo, 166
Aristóteles, 102, 157

Arrio, 99, 102

Arles, 95

Armenia, 62, 128, 164, 196

Armenia, 226

Cristianos armenios, 177

Armenios, 11, 40, 45, 63, 101, 203

Arsuf, 181, 187

Arwad, 189

Ascalon, 35, 61, 64, 88, 104, 174, 178

Ashraf, al-, 189, 195, 203

Ashur-nasir-pal, 40 años

Asia, 3, 21, 28, 45, 63, 68, 85, 201, 218

Asia Menor, 9, 52, 54, 55, 58, 63, 85,

86, 116, 121, 128, 157, 174, 175,

211, 213

Asesinos, 9, 187, 188

Assemani, 226, véase al-Samani


Asiria, 35

Asirios, n, 39, 40, 43

Asiro-babilónico, 31, 87

Atargatis, 45, 62, 87

Atasi, col., 253

Atanasio, 219

Atenas, 98, 101

Athir, ibn-al-, 210

Alhlith, 189

Atlántico, 16, 36, 79, 127, 129

Atsiz, 174, 175

César Augusto, 76, 79, 83

Aulus Gabinio, 72
Aureliano, 86

Australia, 234

Austria, 225

Avicena, 228, ver ilm-Sina

Aviñón, 134

Awzai, alal-, 159

Potencias del Eje, 247

Avbak, 201

Avn Jalut, 202

Ayubíes, 182, 186, 187, 201, 206,

210

Aziz, al-, 168, 200

Baal, 38, 63, 94

Baalbek, 12, 13, 78, 87, 89, 92, no,

159, 162, 167, 181 fh, 200, 220


Babilonia, 33, 40, 51, 52, 55, 152

Babilonia, 43 años, 55 años. «7

Babilonios, 32, 40

Bactria, 54, 57, 59

Bagdad, 2, 151, 152, 156, 158, 162,

163, 173> * 96, 196, 207, 208, 218,

231

Bahris, 202

Bakr, Abu, 109, 110, 113

Baldwin I, 177, 178, 181

Baldwin II, 181

Balfour, 240

Balcanes, 213

Balkh, 120, 130

Baluchistán, 130

Bar Hebracus, 158

Barada, 14, 136

Barmakids, 153
Barquq, 203

Basán, 70

Bashir II, 224 y sigs.

Bashir III, 226

Albahaca, 167

Basora, 127, 218

Batrun, 35, 178

Cantábrico, 135

Bayazid IT, 211

Baybars, 3, 187, 188, 195, 198, 202 y sigs.

Índice

Reershcba, 12 años
Beirut, 2, 6, 17, 19, 35, 61, 78, 87, 89,

92, 104, hola, 159, 166, 169, 178,

181, 186, 189, 191, 195, 196, 198,

204, 205, 218, 222, 229, 230, 232,

233, 235, 237, 239, 243

Bel, 87

Belisario, 104, 10G

Bcn-Hadad, 44 años

Benjamín, tribu, 47

Bereberes, 120, 129, 131, 134, 139, 141

Belén, 102

Bet-shean, 56 años

Biblia, 45, 92, 99


Biqa, al-, 12, 32, 38, 61, 77, 152, 214,

220, 221, 224

Bisharri, 20 años

Piedra negra, 125

Boccaccio, 190

Bohernond, 177

Bolcheviques, 240

Burdeos, 104, 134

Bósforo, 96

Brasil, 251

Gobierno británico, 240

Misión británica siria, 230

Edad del Bronce, 29

Budismo, 99

Buenos Aires, 234

Buhtur, 195

Buhturi, al-, 158, 166

Bujará, 120, 130, 1G0, 174

Bulganin, 258

Bulgaria, 255
Búlgaros, 133

Burjis, 202, 204

Bustani, ala., 235

Buwayhids, 174

Byblus, 33, 35, 37. 38, 53. 54. 61, 11 x

Imperio bizantino, 34

Siria bizantina, 97, 101, 162

Bizantinos, 52, 63, 106, 120, 121, 128,

151, 154, 165, 167 y siguientes, 174 y siguientes.

Bizancio, 96, 107, 108, 112, 121,

¡Yo 33>! 53 »i62> * 76

Cádiz, 36

Cesarea, 88, 97, 102, 104, no, hola,

178, 181, 187

El Cairo, 167, 170, 198, 200, 201, 203,

204, 208, 234, 240, 247


Callinicus, 121

Carnbyses, 52

Canaán, 34, 46

Cananea, 31

Cananeos, 2, 32, 33, 36, 38, 46, ver

Fenicios

Cabo de Buena Esperanza, 217

Capadocia, 133

Capuchinos, 219

Garacalla, 92, 94

Oarchemish, 40, 43, 50

Carmatianos, 162, 1G3, 1G8, 169, 174

Carmelitas, 222

Cartago, 3G, 104, 120

Mar Caspio, 20

Casio, 75

Catolicismo, 132

Catroux, 247, 248


Cáucaso, 102, 201

África central, 140

Asia Central, 2, 17, 32, 120, 128, 134,

196

Potencias centrales, 238

Ceilán, 128

Calcedonia, 100, 121, 197

Calcolítico, 28 ss.

Caldacos, 40, 43

Caldeos, Uniats, 196

Charles Martel, 134 años

Chaucer, 190

China, 84, 104, 127, 135, 196, 255

China, 193

Cosroes I, 104, 105


Cosroes II, 105

Cristo, 96, 99, 100, 108, 144

Europa cristiana, 133

Padres cristianos, 91

Christian libanés, 233

Sirios cristianos, 2

Cristianismo, 1, 38, 62, 65, 91, 92,

96 pies, 106, 155, 188, 199

Cristianos, 89, 93, 102, 109, 115, 123,

139 y sigs., 146, 153 y sigs. 159. 169 y sigs.

184,188,189,194,195,198,218,
226

Padres de la Iglesia, 101

Iglesia de Oriente, 100

Cilicia, 36, 63, 75, 100, 120, 163, 1G4,

* 73> 177, * 81, 185

Puertas de Cilicia, 121

Circasianos, 204, 217

Clemcnceau, 242

Cleopatra, 76, 200

Clermont, 176

Conrado III, 182

Conrado de Montferrat, 188


Constantino el Grande, 91, 96, 97,

101

Constantinopla, 96, 97, 99 y sigs., 105 y sigs.,

121, 124, 133, 171, 176, 197, 213,

214, 216, 219, 222, 225, 238

Edad del Cobre, 29

Copto, 143

Coptos, 101, 141, 154

Córdoba, 131, 147, 149

Corinto, 36

Cornualles, 36

Córcega, 36

Craso, 72, 75

Creta, 30, 36, 122

Cruzados, 178, 182, 188, 190, 193,

201, 202

Cruzadas, 3, 165,175, 182, 189, 191 y sigs.,

195, 198, 203, 218


Gtesiphon, 152

Chipre, 36, 52, 122, 196

Cirenaica, 161, 183

Ciro, 51, 224

Cícico, 121

Checoslovaquia, 255

Damasceno, 61

Damasco, 2, 5, 14, 17, 38 passim

Daniel, 64 años

Dante, 174, 209

Danubio, 79

Daphne, 83 años

Darazi, al-, 170, 171


Darío el Grande, 44

David, 48, 49

De Gaulle, 247

De Jouvenel, 244

Mar Muerto, 12, 13, 29, 62, 78, 81, 108,

181

Decápolis, 72, 88

Delos, 95

Demetrio II, 59

Detroit, 232

Dimashqi, ala., 210

Diodoro, 62

Dioniso, 62

Dog River, 6, 24
Siria

Cúpula de la Roca, 127, 146, 191,

203

Dorylaeum, 177

Drusos, 11, 14, 171 y sigs., 195, 203, 220,

223, 244

Druzismo, 171, 222

Dulles, 257

Duqaq, 175, 177, 182

Dushara, 62 años

Madre Tierra, 27

Este, 227

África Oriental, 140

Eclesiastés, 51, 64

Edesa, 59, 84, 92, 98, 100, 122, 155,


177, 178, 181, 182

Edom, 29, 47, 59

Egipto, 6, 20, 26, 27, 29, 30, 35, 36,

38 y sigs., 46 y sigs., 50, 52, 54, 55, 57, 83,

69, 81, 85, 100, 112, 129, 149, 154,

162 y sigs., 1G8, 170, 174, 181, 183,

185 y siguientes, 192, 196, 199, 201, 203 y siguientes,

207, 212 y siguientes, 221, 224, 228, 233, 234,

236, 249, 254 pies '.

Cristianos egipcios, 197

Egipcios, 33, 35, 141, 171, 225, 258

Elagabal, 93

Elagabalus, 94

Inglaterra, 191, 225, 240

Inglés, 230

Éfeso, 100

Esarhaddon, 40 años

Esdrelón, 9

Etiopía, 45, 196


Etíope, 31, 226

Éufrates, 20, 32, 39, 40, 79, 85, 117,

120, 254

Europa, 2 y siguientes, 16, 23, 37, 52, 134, 140,

176, 185, 218, 234, 242

Europeos, 189, 192, 222

Eusebio, 102

Éxodo, 47

Esdras, 52

Fakhr-al-Din I, 214

Fakhr-al-Din II, 220 y siguientes, 225, 226,

229

Fano, 219

Farabi, al-, 165, 166

Faraj, 210, 211


Fátima, 116, 119, 124, 168

Índice

Fatimidas, 163, 1G7, 169, 170, 174, 175,

183, 204, 206

Faysal, 240, 242, 250

Fernando I, 221

Creciente fértil, 44, 109, 15G, 240,

250

Fida, abu-al-, 210

Firas, abu-, 165, 1G6

Flandes, 3

Florencia, 221

Florentinos, 221
Francia, 2, 3, 176, 191, 19G, 240 ss.,

247.fr., 256, 257

Francisco de Asís, 199

Franks, 181 y sigs., 186, 189 AT., 194, 195,

200, 206

Federico II, 18G

Frederick Barbarroja, 185

Francés, 194, 230, 244

Fustat, al-, 1G1 Si.

Galeno, 94, 157

Galicia, 131

Galilea, 11, 59, 1/4, 178, 22 ()

Galieno, 85

Galia, 77, 78

Gaza, 35, 54, 55, Go, 61, 72, 88, 104

Genghis Khan, 186, 202


Génova, 176

Genovés, 186, 193

Georgianos, 203

Diaconisas alemanas, 229

Alemania, 3, 191

Geta, 94 años

Gezer, 33 años

Ghab, 253

Ghassan, 107

Ghassanids, 106, 115


Ghazali, al-, 214, 215

Ghutah, al-, 14, 136

Gibraltar, 36, 131

Galaad, 15

Godofredo de Bouillon, 1 77, 178

Evangelios, 90, 157, 219

Gouraud, 242

Granada, 80

Gran Bretaña, 241, 249, 250, 255, 257

Gran Líbano, 241, 242

Gran Siria, 250

Greco-sirios, 116

Grecia, 36, 53, 57, 96, 141, 225

Griego, 2, 3, 55, 58, 62, 64, 76, 92, 97,


98, 104, 129, 133, 141, 143, 156,

157, 231

Católicos griegos, 225

Griego ortodoxo, 197, 216

Griegos, 2, 36, 37, 54, 65, 66, 76, 78,

81, 91, 106, 121, 128, 204

Gregorio XIII, 226

Guy de Lusignan, 184, 185

Hadad, 45, 87, 91

Hadi, col., 133

Adriano, 83, 93

Ilaffar, al-, 244

Haifa, 178

Hajjaj, al-, 125, 126, 130, 143

Hakim, al-, 169 y sigs., 173

Hama, 12, 13, 36, 110, 146, 160, 162,

i8r, 182, 186, 200, 202, 244

Hamdanids, 163, 166, 168, 169, 174


Hamitas, 25

Hammurabi, 33 años

Hamzah, 171

Aníbal, 57

Harith ibn-Jabalah, al-, 106, 107

Harithath I, 60 años

Harithath II, 60

Harithath III, 60, 61

Harithath IV, 88

Harran, 33, 73, 148, 138

Harun al-Rashid, 133, 137, 231

Ilasan, al-, 123, 152

Hatay, 230

Hattin, 184, 183

Hawran, 14, 15, 20, 60, 80, 106, 138,

172,183,244

Hazael, 44 años

Hebreo, 31, 52, 226

Escrituras Hebreas, 37
Hebreos, 13, 43, 46, 48, 50, 51

Hcjaz, 60, 116, 119, 122, 123, 126,

132, 163, 181, 183, 212, 233, 239

Heliópolis, 87, 94, ver Baalbek

Helenismo, 56 y sigs., 63, 76, 87, 113

Siria helenística, 65

Hellespont, 52, 173

Heraclio, 106, 107, no, 111

Herat, 120

Herodes, 75

Hierápolis, 103

Himalaya, 130

Hindúes, 173

Hinnawi, al-, 252, 253

Hipócrates, 157

Hirah, al-, 106

Hisham, califa, 128, 134, 136, 138,


147, H9

Hittitcs, 33, 35, 38 y sigs., 43, 48

Santo Grial, 190

Tierra Santa, 3, 176, 191, 199

Santo Sepulcro, 106, 170, 17G, 178,

19 1

Homero, 158

Homs, 14, 59, 77, 84, 86, 93, 94, 97,

105, no, hola, 114, 136, 146, 147,

153 y sigs., 160, 162, 165, 166, 181, 182,

186, 196, 200, 203

Honorio, 97, 103

Horacio, 89

Oseas, 51

Hulagu, 200 ff.

Hunayn ibn-lshaq, 157 años


Hungría, 213, 255

Hurritas, 35, 38 y siguientes, 43, 46

Husayn, al-, 119, 125

Husayn, Sharif, 239, 240

Hicsos, 20, 35, 38 y siguientes, 46

Península Ibérica, 127

Ibrahim, califa, 141, 148

Ibrahim Pasha, 225, 226

Edad de Hielo, 23

Iconium, 1 75, véase Konya

Idumeos, 59, 78

Ignacio, 91

Ikhshid, al-, 162, 163, 165

Ikhshidids, 167, 168

Il-Ghazi, 182

Imprimerie Gatholique, 230

India, 2, 32, 45, 55, 57, 67, 82, 84,


104, 127, 168, 171, 196, 217, 218

Océano Índico, 128

Indios, 2, 45

Indoeuropeos, 52

Indo, 56, 127, 130, 135

Banco Internacional, 255

Jonia, 35

Irak, 116, 117, 120, 125, 126, 130,

145, * 49, * 97, 233, 235, 241,

249, 250, 253, 258

Compañía de Petróleo de Irak, 256

Iraquíes, 124, 141, 148, 151, 247, 250

Siria

Irene, 133

Isaías, 51
Isbahani, al-, 165, 166

Islitar, 38 años

Isis, 27 años

Islam, 2, 32, 62, 85, 97, 101, 107, 109,

112, 114, 115, 118 y siguientes, 123 y siguientes, 127,

129, 130, 132, 134, 139, 140, 143 y siguientes,

147, 148, 150, 152, 153, 155 y siguientes,

* 7 °> I7L * 75,! 99, 210, 216, 234

Ismailismo, 173

Jsrnailitas, 195

Israel, reino, 44, 49 y sigs.

Israel, estado, 251, 252, 256

Israelitas, 31, 33, 36, 44, 47, 50

Issus, 54

Italianos, 81

Italia, 3, 57, 69, 103, 196, 221, 222, 240

Ituraeans, 59, 78
Jabal al-Duruz, 14, 60 años

Jacob Baradaeus, 100, 106

Jacobitas, 100, 122, 1 r) 6

Jaffa, 88, 178, 187

Jamal Pasha, 239

Jenízaros, 160, 215 y sigs.

Jaxartes, 130

Jazzar, al-, 223, 224

Jehová, 47, ver Yahweh

Jeremías, 51

Jericó, 13, 26, 27, 35, 70

Jerónimo, 102

Jerusalén, 12, 17, 35, 47, 49, 50, 58,

75, 80, 91, 106, no, en, 119, 127,

168, 169, 174, 175, 178, 181 y siguientes,

188, 197, 198, 204, 207, 237


Jesuitas, 219, 222

Jesús, 90, 100

Agencia Judía, 251

Judíos, 40, 49 y siguientes, 58, 59, 62, 64, 69, 72,

75, 78, 9 «, 93, 132, 139 y siguientes, 154,

169, 170, 198, 216

Jinni, ibn-, 165

Job, 37, 51

Juan Crisóstomo, 99, 102

Juan de Damasco, 144

Juan el Bautista, 146

John Tzimisces, 166

Jordania, reino, 250, 258

Jordán, río, 12, 13, 20, 60, 72, 114,

253

264
Índice

Josefo, 69, 89

Josué, 48 años

Jubayl, 35, ver Byblus

Judea, 12, 58, 72, 75 y sigs., 93

Judá, reino, 44, 49 y sigs.

Judá, tribu, 47

Judaísmo, 1, 93, 155

Judas Macabeo, 58, 59

Julia Domna, 93 años

Julia Maesa, 94 años

Julio César, 3, 75

Jundi-Sbapur, 157

Júpiter llcliopolitanus, 87

Jurjis ibn-Bakhtishu, 157 años


Justino, emperador, 107

Justino Mártir, 91 años

Justiniano, 2, 90, 105, 106

Kabah, 125, 156

Kafur, 163, 166

Kairawan, 120 años

Kalb, 115, 173

Kamil, col., 186, 199

Karak, al-, 200

Karbuqa, 177

Kashgar, 134

Kawakibi, al-, 235


Kcmal Atatiirk, 252

Kerbela, 125

Khabur, 32 años, 254

Khair Bey, teléfonos 211, 214, 215

Khalawayh, ibn-, 165

Khaldun, ibn-, 210

Khalid ibn-al-Walid, 3, núm, 129

Khallikan, ibn-, 209

Jarijitcs, 126, 144

Jumarawayh, 161, 162


Khurasan, 120, 130, 149, 151

Khurasanianos, 151

Khuri, Faris, al-, 244

Kilab, 173

Comisión King-Crane, 240

Kisrawan, 195

Kitbugha, 202

Konya, 175, 176

Corán, 45, 117, 127, 136, 142, 154,

165, 174, 209

Krak de Montreal, 181, 200

Krak des Chevaliers, 187

Kufah, al-, 117, 125 y sigs., 149, 150, 162.

165
Kurdistán, 197

Kurdos, 195

Kutubi, col., 209

Ladhiqiyah, 9, ver Latakia

Lago Huleh, 253

Lake Tiberias, 12, hola

L akhmids, 10G

Laodicea, 56, ver Latakia

Latakia, 9, 19, 56, 83, 84, 87, 99, 166,

171,178,181,253

Latina, 62, 76, 102, 104, 190, 194

Latinos, 178, 185, 193, 195, 196

Lazaritas, 219

Libanés, 44, 233

Líbano, 2, 3, 6, 10, 12, 13, 15, 17,

19, 22, 24, 45, 70, 75, 97, 101, 128,

yo 35 yo 152, 156, 189, 172,


195 y sigs., 204, 206, 213, 214, 217 y siguientes,

220 y siguientes, 226, 229, 233, 238, 239,

241 y siguientes, 247 y siguientes, 253

Líbano, República de, 10, 20

León el Isauriano, 133

León, 131

Levante, 193, 248

Levi, tribu, 47

Libanio, 101, 102

Litani, 10, 11, 13

Londres, 248

Longinus, 86

Luis VII, 182

Luis IX, 187, 202

Luciano, 89

Lucas, 191

Lyon, 95, 134

Maarrat al-Numan, 173

Maarri, al-, 173, 174

Macabeos, 59, 60, 72


Macedonia, 55, 56, 65

Macedonia, 52, 66, 78

McMahon, 240 años

Magnesia, 58

Mahasin, ibn-abi-al-, 207

Mahdi, al-, 153

Majusi, al-, 190

Málaga, 131

Malatya, 120

Malikshah, 175

Malta, 36, 225

Mameluco Egipto, 207

Mameluco Siria, 204

Mamelucos, 3, 182, 190, 206, 214

Mamun, al-, 153, 154, 160

Manchú, 196
Maniqueísmo, 99

Manids, 222

Mansur, al-, 151 y sig., 157

Manzikert, 174

Maqdisi, al-, 168, 169

Maqqari, alal-, 219

Maqrizi, al-, 210

Marash, 133

Marco Aurelio, 79

Mardaítas, 128, 130

Mardin, 163, 182

Mari, 32, 33

Marinus, 89

Mark Antony, 75, 76

Mármara, 121

Maron, 101

Maronitc, 101

Maronitas, n, 122, 128, 156, 178. 195, |

220, 223

Marrash, al-, 235


Marsella, 104

Marwan I, 125

Marwan II, 141, 148, 149, 151

Masawayh, ibn-, 157

Maslamah, 130, 133

Matawilah, 11, ver chiítas

Maysalun, 242

La Meca, 113, 119, 125 y siguientes, 145, 147, 163, |

198, 209

Medias, 51

Medios, 54

Medina, 113, 116, 117, 119, 125 ft.,

135.145.147.163. '9 «

Medinés, 124

Mediterráneo, 4 ff., 9, 16, 18, 34,


36, 46, 79, 95, 113, 122, 128, 191,

218

Megido, 39 años

Melquitas, 197

Merv, 120, 149

Mesolítico, 24, 26, 27

Mesopotamia, 9, 28, 29, 32, 33. 36,

39> 46, 54> 6 3> * 4-92, 94> IOI> 1 I0>

112, 163, 164, 184, 186, 200, 211,

213

Mesías, 150

Edad Media, 3, 9, 190


Siria

! Centro de suministros de Oriente Medio, 247

Edad de Piedra Media, 25, ver Mesolítico

Midhat Pasha, 237

Mirdas, Ibn, 173

Mirdasids, 174

Misyaf, 188

Mitanni, 39 años

Mitrídates, 63

Mitraísmo, 91

Moab, 15, 47, 59

Mongol, 196

Mongoles, 187, 202, 203, 2 de)

Monofisitas, 100

Monofisismo, 100, 107

Marruecos, 213, 219, 235

Moscú, 248, 257

Moisés, 46, 47
Árabes musulmanes, 32, 112, véase

Musulmanes árabes

Árabes musulmanes, 133, 134

España musulmana, 131, 208

Siria musulmana, 158, 162

Musulmanes, 109, 113, 119, 138, 139, 141,

144, 146, 153, 154, 178, 185 en.,

* 93 fr -> * 9®> * 99? 215, 235

Mosul, 183, 183, 184, 192, 207

Monte Athos, 53

Monte Carmelo, 6, 12, 23, 25

Monte Casius, 9

Monte Hermon, 10, 13, 14, 135, 171

Monte Líbano, 6, 10 If., 14, 18, 19,

35, 43, 128, 206

Muawiyah I, 115 y sigs., 119 y sigs., 124, 128,

129, 133, 135, 15 *


Muawiyah II, 125, 144

| Mahoma, 108, 109, 116, 121, 135,

* 39> 1 4 1 * 4 ^ 1 5 °> * 98

Muhammad Ali, 225, 228

| Muhammad Rashad, 237

Yo Multan, 130

Munaytirah, al-, 152, 159, 194

Mundhir, al-, 107

Muqtana, alal-, 171

Murjiites, 144

Musa ibn-Nusayr, 129, 131, 132

Muslim, abu-, 149, 151

Mustadi, alal-, 183

Mutadid, al-, 161

Mutanabbi, al-, 165, 166

Mutasim, al-, 154, 158

Mutawakkil, al-, 154, 155, 158, 170


266

Índice

Nabatea, 60, 61, 88, 89

Nabataean Saudita, 70

Nabateos, 32, 45, 59, 61, 75, 78,

88

Naplusa, 88, 223

Nafis, ibn-al-, 207

Nahr al-Kabir, al-, 9, 10

Nayaf, 117

Nápoles, 95, 104

Napoleón, 3, i6r, 224


Nararn-Sin, 40 años

Narbona, 134

Nasir, al-, Mamluk, 198, 203

Nasser, 256, 258

Natufian, 25 años

Nazaret, 202, 223

Neandertal, 23

Neapolis, 88, ver Nablus

Cerca de Hast, 3, 12, 20, 23, 25, 29, 70,

78, 81, 84, 112, 113, 134 '140, 193,

218, 234

Nabucodonosor, 50 años

Nccho, 36, 50

Nehemías, 52

Nejd, 224

Neobabilonios, 40 años, ver caldeos

Neolítico, 22, 25, 29, ver Piedra nueva

La edad
Neo-musulmanes, 138, 142, 151

Neoplatonismo, 101

Neoplatónicos, 89

Nerón, 88, 93

Nestorianos, 100, 156

Nueva Edad de Piedra, 22, 24, 27

Nuevo Mundo, 149, 234

Nueva York, 3, 232, 234, 238

Nicea, 96, 99, 102, * 75, 176

Credo de Nicenc, 96

Niccphorus, 165, 166

Nilo, 6, 20, 135, 161, 200, 202

Nínive, F, O

Noah, 19, 31

África del Norte, 32, 36, 37, 112, 127 y sigs.,

131. 213, 256

América del Norte, 196

Árabes del norte, 45, 115

Mar del Norte, 79


Norte de Siria, 25, 27, 28, 30, 89

Nubatah, ibn-, 165

Nubia, 183

Numan, col., 107

Numenio, 89

Nur-al-Din, 182 pies '., 190, 206, 210

Nurids, 210

Nusayri, 9 años

Nusayris, 172, 173, 195

Nusayriyah, 172 años

Obidath I, 60

Viejo Cairo, 161, véase al-Fustat

Edad de Piedra, 22, 24

Viejo sirio, 196

Antiguo Testamento, 31, 51


Omán, 127

Orígenes, 91

Orontes, 9, 12, 13, 20, 43, 54 y sigs., 75,

80, 214, 254

Osiris, 27, 38

Ostia, 95

Líbano otomano, 220

Siria otomana, 224

Turcos otomanos, 20, 97, 212, 217,

228

Turcas, 213, 214, 219, 221, 233

Oxus, 56, 120

Paleolítico, 22 ss, ver Edad de Piedra Antigua

Palestina, 1, 3, 6, 9, 11, 13 y siguientes, 20 y siguientes,


25> 27, 29, 33, 46, 48, 49, 51, 52, 55,

70, 71, 88, 89, no, 114, 128, 154,

164, 174, 185, 187,218, 223, 240 y siguientes,

247

Palmira, 13, 15, 59, 76, 79, 81, 84 y siguientes,

123

Palmirenos, 84

Panarabismo, 236

Papinian, 90, 94

París, 3, 104, 232, 237, 238, 248, 252,

254

Partia, 54, 59, 72, 77, 89

Partos, 75

Paul, 91, 92

Conferencia de Paz, 240

Pérgamo, 70

Persépolis, 54
Persia, 32, 54, 84, 87, 104, 107, 108,

112, 119, 127, 128, 135, 148, 188,

211, 213, 214

Persa, 129, 141, 156, 226, 231

Golfo Pérsico, 61, 67, 68, 128, 162

Musulmanes persas, 148

Persas, 2, 45, 51 ss, 67, 70, 85, 94,

Siria

IO4, 106, I08, 134, 141, I47, 151,

I57 »203

Pedro, 191

Petra, 59 y siguientes, 76, 78, 81, 84, 88, 89,


97

Faraones, 48, 66

Fariseos, 93

Felipe Augusto, 185

Felipe el Árabe, 94

Filistea, 9

Filisteos, 36, 48, 49

Fenicia, 1, 27, 34, 36, 44, 53, 87, 97,

104

Fenicio, 52

Fenicios, 2, 15, 19, 33, 35 y sigs., 44,

48, 52, 67, 70, 78, 234, ver Canaán-

ites

Pilares de Hércules, 36

Pisa, 176
Pisanos, 178

Platón, 157

Platonismo, 166

Poitiers, 134

Pompeyo, 63, 72, 75

Ponto, 72

Pórfido, 86, 89, 102

Portugal, 149

Probo, 89

Procopio, 102, 104

Provenzales, 177

Salmos, 37, 51

Ptolemies, 56, 66, 67, 69, 70

Ptolomeo, geógrafo, 89, 157, 158

Ptolomeo I, 55

Ptolomeo VI, 58
Puaux, 247

Pullani, 194

Púnica, 37

Punjab, 52, 130 años

Pirineos, 127, 132, 134

Qadesh, 35 años

Qait-bay, 204, 211

Qalawun, 189, 197, 203

Qansawh al-Ghawri, 211, 212

Quraysh, 116, 144

Qurrah, abu-, 155

Qutaybah, 130, 134

Qutuz, 202

Quwatli, al-, 244, 248, 250, 252, 254,


255. 257

Ramlah, al-, 164, 168, 173, 174, 178,

218

Raqqah, al-, 54, 153

Rávena, 103

Raymond II, 188

Raymond Lull, 198, 209

Raimundo de Toulouse, 177, 178, 181,

199

Mar Rojo, 12

Rin, 79

Rhodes, 122, 213

Ricardo el Corazón de León, 185

Ridvvan, 175, 177, 182, 188

Iglesia Católica Romana, 103

Católicos Romanos, 196

Siria romana, 61, 79, 82 y sigs., 89, 97,


107

Romanos, 2, 37, 52, 57, 58, 60, 63, 67,

75, 80, 81, 91, 96, 128, 141

Roma, 2, 57 * 5 8? Cl> 72, 75? 77 * 8 5?

86, 88, 92 y siguientes, 97, 104, 112, 176, 197,

226

Rumania, 255

Rusia, 201, 225, 240, 255, 257, 258

Ruwalah, 217

Sabians, 139, 158

Sad-al-Dawlah, 166 años

Saduceos, 93

Safad, 14, 186, 187

Safadi, al-, 209

Saffah, al-, 150, 151

Sahara, 16, 79

Said-al-Dawlah, 167 años


Saladino, 3, 184 y sigs., 188, 194, 196, 198,

200, 207, 210

Salah-al-Din, 183, ver Saladino

Salamina, 53

Salih, al-, Ayyubid, 186, 200, 201

Samani, al-, 226

Samaria, n, 72

Samaritanos, 50

Samarcanda, 130, 211

Samarra, 154

Samos, 36

Samuel, 49 años
San Francisco, 248

San Remo, 241

São Paulo, 3, 234

Zaragoza, 131

Cerdeña, 36

268

Índice

Sargón I, 3, 40

Sargón II, 40, 50


Sarrail, 243

Arabia Saudita, 198, 249, 254, 255, 258

Saulo, 49 años

Sayf-al-Dawlah, 163 y sigs., 173

Islas Sorlingas, 36

Escitópolis, 72, 97

Mar de Galilea, 12, 60, 184, 256, véase

Lago tiberíades

Siria seléucida, 62, 64, 69, 71, 84

Selcucidas, 63, 66, 68, 69, 75

Selcucus I, 55 y sigs.

Selim I, 211, 212, 214, 215

Turcos selyúcidas, 217

Seljuks, 174 y sigs., 213

Semitas, 23, 30, 31, 38, 65

Senaquerib, 40, 50

Septimio Severo, 83, 93


Septuaginta, 157

Servet, 207

Sevilla, 131

S & vres, 241

Shajar-al-Durr, 200, 201

Salmanasar II, 40

Salmanasar III, 44

Salmanasar V, 40

Sham, al-, 156

Shamah, abu-, 210

Sapor I, 85

Sharon, 9 años

Shayzar, 56 años

Sem, 31 años

Shiah, 116 años

Shihabs, 223

Shiísmo, 145

Islam chiíta, 118

Chiítas, n, 1248., 144, 145, 148,! 5 T »


164, 172, 195, 220

Shirkuh, 183

Shishakli, al-, 253, 254

Shishonk, 50 años

Shubbiluliuma, 40 años

vShuf, al-, 214

Sicilia, 36, 95, 107, 122, 186, 221

Sidón, 14, 35, 53, 54, 67, 70, 81, 89,

en, 175, 178, 181, 187, 189, 191,

218, 222, 229

Simón Bar Kojba, 93

Sina, ibn-, 207, 228

Sinaí, 6, 37, 46, 47

Sind, 130

Eslavos, 2, 37

Smith, Sidney, 224

Smuts, 241

Salomón, 49
Cantar de los Cantares, 51

América del Sur, 196

Arabia del Sur, 123

Árabes del Sur, 148, 149

Unión Soviética, 257, 238

España, 2, 32, 36, 78, 112, 129, 132,

134, 149, 168, 191, 208

Estoicismo, 65

Estrabón, 62

Sublime Porte, 213

Sudán, 233

Suez, 9, 218, 229, 239

Musulmanes sufíes, 192

Sufismo, 166, 208

Suhrawardi, alal-, 209

Sulayman, califa otomano, 213,

213, 222

Sulayman, califa omeya, 132, 133


Sulayman, Seljuk, 175

Sumeria, 32

Sumerios, 32

Sunitas, 126, 220

Susa, 54 años

Sídney, 3

Siria, 1 ff., 3, 6, 12, 13, passim

Siria, República de, 3, 10, 248, 254

Siríaco, 3, 31, 45, 92, 98, H 3, 158 y sigs.,

226, 231

Siria-Líbano, 230, 233

Siria-Líbano-Palestina, 238

Siria-Palcstine, 250

Sirio, 5
Cristianismo sirio, 91

Cristianos sirios, 43, 133, 192, 195,

197

Desierto de Siria, 13, 75, 84, 102, 145,

169, 217

Padres sirios, 99

Puertas sirias, 9

Iglesia monofisita siria, 106

Partido Nacionalista Sirio, 230

Sirios, 1, 3, 22, 66, 77, 78, 83, 98,

112, 122, 123, 125, 138, 141, t 30 y siguientes,

157, 158, 205, 233, 247, 248, 250,

258

Sirioárabes, 122
269

Tácito, 90

Takrit, 183

Talhah, 116 años

Tamerlán, 201, ver Timur

Tammam, Abu, 158, 166

Tamuz, 38 años

Tancred, 178, 181

Tánger, 129

Tangiz, 204

Tanukh, 153
Tanukhs, 220

Tariq, 131

Tarso, 92

Tauro, 9, 58, 70, 111, 120, 121, 128,

* 77 *

Taymiyah, ibn-, 198

Tayyi, 173

Tell al-Amarnah, 33 años

Templarios, 188 y sigs.

Thabit ibn-Qurrah, 158

Theodorus, no, hola

Teodosio, 97

Termópilas, 57

Tracia, 3b, 213


Tutmosis III, 3, 39

Tiberíades, 88, 90, 131, 184, 186, 223

Tiglat-pileser I, 40 años

Tiglath-pileser III, 40, 44

Tigranes, 62

Tigris, 20, 32, 161, 200

Timur, 201, 210, 211, 213, 215

Tito, 91, 93

Toledo, 131

Tortosa, 178, 189, 191

Toulouse, 134

Tours, 134

Trajano, 78, 85

Transcaucasia, 213

Transjordania, 15, 20, 22, 44, 46, 59,

78, 80, 88, 110, 217, 249

Transoxiana, 120, 127

Trípoli, 9, 35, 53, 56, en, 152, 178,

181, 184, 189, 205, 214, 218, 220,

222, 224, 241

Tughj, 162
Tughril, 174

Tughtigin, 182, 183

Tulun, ibn-, 160, 161

Tulunidos, 167

Túnez, 128

Túnez, 120, 168, 186

Siria

Turan-Shah, 183, 200

Turkestán, 120, 130, 140, 197

Turquía, 223, 225, 233, 241, 244, 250,

255, 257

Turco, 226

República Turca, 244

Turcomanos, 175, 195

Turcos, 3, 155, 168, 169, 174, 175, 186,

202, 217, 224, 225, 240, 243

Toscana, 221, 222


Tutush, 175

Neumático, 10, 14, 35, 49, 50, 53, 54, 67, 70,

81, 89, 97, pulg, 128, 169, 170, 175,

181, 184, 189, 191, 205, 241

Udaynath, 85

Ugarit, 29, 35, 37

Ulpiano, 94

Umar J, 113, 114

Umar II, 133, 139, 140, 151, 153, 170

llmari, al-, 210

Mezquita Omeya, 132, 135, 146, 185,

215

Omeyas, 119, 130, 133, 136, 143,

145, 148, 152

Urnayyah, 134, 148

Unión y progreso, 237


República Árabe Unida, 258

Reino Unido, 248

Naciones Unidas, 248, 251, 253, 256

Estados Unidos, 16, 239 y sigs., 253, 254,

256 ff.

Universidad Saint-Josepb, 230

Urbano II, 176

Usaybías, ibn-abi-, 207

Uthman, nfi, 117, 125

Utica, 36 años

Valeriana, 85

Vaticano, 226

Venecianos, 178, 186, 205

Venecia, 103, 104

Virgilio, 89

Versalles, 240

Vichy, 247

Visigodos, 131, 132

Voroshílov, 257
Vulgata, 102

Wadi al-Arabah, 12

Wahabíes, 198, 224

Índice

Waliii I, al-, 130, 131, 133, 136, 14G,

147

Walid II, al-, 135, 148

Washington, 248, 251, 258

Wasit, 127

Wathiq, al-, 154

Oeste, 3, 228, 255, 256

West goths, 132, ver visigodos

Weygand, 243

Guillermo de Trípoli, 199


Wilson, Woodrow, 240, 241

Guerra Mundial, 3, 10, 19, 213, 217, 243,

247

Jerjes, 52

Yaghi-Siyan, 175

Yahvé, 47, 49 y sigs.

Yaman, 15,3

Yarmuk, 111, 254

Yazid I, 115, 121, 123 AT., 133, 145

Yazid II, 134, 135

Yazid III, 141, 144, 148

Yaziji, col., 235

Yemen, 126, 139, 156, 183, 186, 200,

249
Sociedad Árabe Joven, 238

Jóvenes turcos, 237 y sigs.

Zahir, al-, Ayyubid, 200

Zahir, al-Umar, 223

Zairri, al-, 252, 254

Zedckiah, 50 años

Zengi, 182, 183

Zenobia, 85, 86, 200

Zeus Olimpo, 63

Sionismo, 251

Zoroastrismo, 99

Zoroastrianos, 139

Zubayr, al-, 116

Zubayr, ibn-al-, 125, 128

EL FIN

IMPRESO POR R. & R, CLARK, LTD., EDIMBURGO


snsr ttrr ststret

LBS. Academia Nacional de Administración, Biblioteca

MUSSOORIE

iff f ^ T ^ tfsrcr rrrcm srrfasr | I

Este libro debe devolverse en la fecha del último sello

Fecha

7TS7TT

Prestatario

No.
fuerte*

Fecha

Prestatario

No.

'

_I
GL 956.91

JER

Cerro

117478

LBSNAA
95C.3I

Syr

ACC No.fTr.9? v.1., 7 ...

3TJT 3W

No. de clase Libro No.

Autor ... JAi »Ur». £. * .K ».

nr. 4 i «Q ur -f ^.

$$ t $ l 2 * 9 **

BIBLIOTECA

LP LAL BAHADUR SHASTRI


Academia Nacional de Administración

MUSSOORIE

No. de accesión

1. Los libros se emiten solo por 15 días, pero

puede tener que ser retirado antes si es urgente

tly requerido.

2. Un cargo vencido de 25 Paise por día por

se cargará el volumen.

3. Los libros se pueden renovar a pedido, en el

discreción del bibliotecario.

4. Las publicaciones periódicas, los libros raros y de referencia pueden


no ser emitido y solo puede ser consultado

en la biblioteca.

6. Libros perdidos, desfigurados o dañados de cualquier forma

tendrá que ser reemplazado o su doble

Orice será pagado por el prestatario.

También podría gustarte