Está en la página 1de 3

Lucro

Ir a la navegaciónIr a la búsqueda

Eating the Profits (Comiéndose las ganancias), John George Brown, 1878.
Lucro (del latín lucrum, lucri, beneficio) se refiere al provecho, beneficio
económico, utilidad, ingreso, ganancia o plusvalía obtenidas para el controlador de
la producción o distribución de determinado producto o servicio. Este término es
utilizado en la economía, la contabilidad y la jurisprudencia, utilizándose para
describir los resultados o los fines (ánimo de lucro) que pueda tener alguna
persona u organismo participante de un mercado.

El lucro es además una de las reglas principales del capitalismo el cual impulsa el
interés privado de personas, pequeños negocios, grandes empresas y multinacionales
para obtener ganancias por su actividad haciendo uso del derecho a la propiedad
privada, de su capital y del acceso a concesiones (derechos de explotación,
contratos, servicios, etc..), los anteriores obtenidos y garantizados por los
mercados y los Estados.

Desde un plano de filosofía económica, podemos definirlo como la búsqueda de la


asignación eficiente de medios escasos hacia aquellos fines que consideramos más
valiosos, respecto del valor de los fines a los cuales renunciamos como
consecuencia de dicha acción, es por tanto, una forma en la que los individuos
determinan si están invirtiendo los recursos escasos hacia aquellos fines que son
más valorados en función de los costes en los que se incurre.

Se supone en la actividad de mercado un oferente que dispone de un bien o derecho,


cuyo valor excede el coste de producirlos al enajenarlos a demandantes. Estos
excedentes son el interés de todo agente del mercado o negocio, no obstante
diferentes contextos y escalas. Esta sencilla regla, en la práctica genera
interpretaciones muy discutidas, debido a la reflexión ética en observación de
injusticias salariales, cobros excesivos, formación de monopolios, desacuerdos en
el valor y las condiciones de trabajo, y otras fallas del mercado producidas por la
libertad individual, ineficaz regulación y las desproporciones de capital entre los
participantes.

Interpretación y percepciones políticas


Un joven (ver obra Eating the Profits, 1879) que come una parte de las manzanas que
vende, no está comiendo las ganancias de la venta de manzanas, sino quizás los
costos de vender manzanas, pues su alimentación o la energía que esa persona
necesita para realizar dicha actividad son parte de los gastos que requiere la
actividad, por lo que referirse al lucro como sinónimo de salario resulta una
falacia que busca persuadir a favor de la legitimidad del lucro como derecho
individual y privado. Sería adecuado decir que un joven que se alimenta de las
manzanas que pudieron haber sido su ganancia, ha realizado una actividad que no le
ha permitido lucro. Tampoco se hace referencia a la forma en que ha obtenido las
manzanas.

Se ha discutido sobre la neutralidad del término, dado a promover o criticar el


funcionamiento del modelo económico capitalista pudiendo tener el matiz de que todo
lucro es mal habido o abusivo, o por el contrario incluso como propaganda se ha
pasado de defender el legítimo derecho de beneficiarse por facilitar la producción
o distribución de un bien o servicio, a la distorsión de que el lucro es lo que
financia los costos de producción y no los excedentes de la comercialización,
retirando así la atención sobre el lucro abusivo, la usura y los monopolios. En
acompañamiento a estas discusiones, se ha descrito el carácter de peyorativo1 que
ha resultado del uso de este término en la discusión mencionada, por lo que los
defensores del modelo capitalista prefieren utilizar los términos de ingresos,
ganancias o beneficios económicos.
Santos López Pelegrín dice:

«La ganancia es siempre lícita y arreglada a las leyes mercantiles; el lucro es


siempre excesivo [...;] se lucra un mal amigo de otro, se lucra el que da dinero
con créditos exorbitantes».2
Roque Barcia dice:

«Cuando la utilidad tuerce el buen camino, cuando es usurera, egoísta, cruel, toma
distinta denominación: he aquí el lucro. El lucro es el abuso, casi el delito de la
utilidad».3
Barcia sugiere que este matiz peyorativo proviene del latín y para ello cita:

Tácito: Valens ab lucra et quaestus infamis (Valente se hace infame por sus
lucros).4
Véase también
Lucro cesante
Organización sin ánimo de lucro
Sector no lucrativo
Ver la expresión «A título lucrativo»
Fraude o estafa, perjuicio patrimonial provocado mediante engaño
Falsificación
Referencias
Eduardo Llanos Melussa, ¿Falacia del lucro?, Cartas al director, El Mercurio
29/7/2012.
Santos López Pelegrín, citado por Eduardo Llanos Melussa, en El Mercurio, op. cit.
Roque Barcia, citado por Eduardo Llanos Melusa, en El Mercurio, op. cit.
Tácito y Roque Barcia, citados por Eduardo Llanos Melusa, en El Mercurio, op. cit.
Control de autoridades
Proyectos WikimediaWd Datos: Q100257358
Categoría: Terminología económica
Menú de navegación
No has accedido
Discusión
Contribuciones
Crear una cuenta
Acceder
ArtículoDiscusión
LeerEditarVer historial
Buscar
Buscar en Wikipedia
Portada
Portal de la comunidad
Actualidad
Cambios recientes
Páginas nuevas
Página aleatoria
Ayuda
Donaciones
Notificar un error
Herramientas
Lo que enlaza aquí
Cambios en enlazadas
Subir archivo
Páginas especiales
Enlace permanente
Información de la página
Citar esta página
Elemento de Wikidata
Imprimir/exportar
Crear un libro
Descargar como PDF
Versión para imprimir

En otros idiomas
Latina
Português
Editar enlaces
Esta página se editó por última vez el 12 oct 2020 a las 22:27.
El texto está disponible bajo la Licencia Creative Commons Atribución Compartir
Igual 3.0; pueden aplicarse cláusulas adicionales. Al usar este sitio, usted acepta
nuestros términos de uso y nuestra política de privacidad.
Wikipedia® es una marca registrada de la Fundación Wikimedia, Inc., una
organización sin ánimo de lucro.

También podría gustarte