Está en la página 1de 13

Clase 3 –Pensar un nuevo paradigma para la escuela secundaria obligatoria-

Bienvenidxs a una nueva clase!

Espero que estén bien y que vayan enlazando los conceptos entre las clases…

En este recorrido, se propone avanzar en la tarea de pensar la escuela mediante textos y


videos que permitan interrogar la realidad escolar focalizando la mirada en el sistema
educativo: sus características, contexto de surgimiento, ideas que lo estructuran y
demandas actuales frente a la obligatoriedad de la escuela secundaria.

¿Retomamos?
En la Clase 19 de Flacso el Prof. Isabellino Siede, nos propuso pensar los
problemas sociales que atraviesan la escuela. Para ello, recuperó las voces de los
docentes en la cotidianeidad escolar para analizar las representaciones que circulan por
la escuela, con las que interpretan la realidad y guían sus prácticas.

Profundizamos en esos discursos para desentrañar teorías implícitas,


concepciones, supuestos y descubrimos entonces, la permanente alusión a la escuela
moderna para recuperarla o para transformarla.

Sin embargo, Siede no se queda en el enunciado de las representaciones sino que


avanza en transformar esos dichos en otros que brinden oportunidades para realizar
nuevas “apuestas”. En consonancia propone algunos ejemplos de actividades para llevar
a cabo en las instituciones escolares. Finalmente, elabora criterios para armar un
currículum que considere los problemas sociales desde la enseñanza en el aula.

La propuesta de este cuatrimestre es ,en otras palabras, “ volver a la Pedagogía”


superando una mirada nostálgica, y transitando hacia una Pedagogía de la pregunta
(Freire) ,una Pedagogía de la Incertidumbre (Meirieu), una Pedagogía de la ignorancia
(Rancière) ,habilitando la exploración y la construcción de nuevos saberes.

Pregunta, incertidumbre, ignorancia son los términos que parecen delinear los
tiempos que corren. Algo de lo construido está perdiendo sentido y eficacia y debe ser
revisado.

Les propongo comenzar esta clase observando el video Paradigma del sistema
educativo- Ken Robinson https://www.youtube.com/watch?v=E1iU30_0kGs
Y como siempre tomar nota de las ideas claves

Es un video provocador que instala algunos interrogantes y fundamentalmente,


cuestiona la vigencia de un sistema educativo construido a mediados del siglo XIX.
Plantea Ken Robinson que ”El problema es que están intentando enfrentarse al futuro en
base a hacer lo mismo que en el pasado”

Hay muchas preguntas que surgen del video, les proponemos algunas para comenzar:

¿Es posible mantener intacto un sistema educativo que fue creado en contextos tan
distintos? ¿Puede dar respuestas a los requerimientos de la escuela secundaria
obligatoria?

https://sites.google.com/site/umngeducacionfutura/_/rsrc/1436819254261/paradigma-del-
sistema-educativo/educacion_0.jpg

El sistema educativo creado a mediados del siglo XIX está basado en las ideas de
la Ilustración y de la Revolución industrial, que configuraron los modelos económicos y
culturales de la época.
Por lo tanto, podemos observar la estructura del sistema educativo como si fuera
una fábrica. Plantea Robinson “los hacemos pasar por el sistema educativo agrupados
por edad” pero ¿sólo lo que tienen en común es la edad? ¿lo más importante es su fecha
de fabricación?

Volviendo al vocabulario fabril; ¿el éxito de una producción consiste en elaborar


piezas homogéneas? ¿Qué sucede con una pieza diferente? , ¿se desecha? o ¿anuncia
el fracaso del sistema de montaje?

https://elriconcitodeesther.files.wordpress.com/2012/03/escuela-igual-a-fc3a1brica.jpg

¿Es posible pensar otro paradigma de sistema educativo adecuado


a las demandas e ideologías del siglo XXI?

Retomando el análisis de los supuestos sobre el que se ha construido la escuela


moderna, Flavia Terigi (2010) se ha propuesto en su conferencia ”Cronologías de
aprendizaje: un concepto para pensar las trayectorias escolares” identificar los
supuestos sobre los cuales se asienta nuestro sistema educativo. Estos supuestos han
sido construidos en la escuela secundaria bajo un modelo elitista, homogeneizante y con
un fuerte rasgo exclusor que proponía el éxito de los más aptos y que justificaba los
mecanismos de selección.
“Es muy difícil que una institución que fue pensada para un contexto cultural,
económico y político muy diferente al actual, se conserve” Terigi; pág.5

En el marco de la obligatoriedad de la educación secundaria, a partir de la Ley de


Educación Nacional 26.206 sancionada en 2006, se hace necesario repensar esos
supuestos para permitir el ingreso, permanencia y egreso de todxs lxs estudiantes.

Veamos…

¿Cuáles son los supuestos sobre los que se basa el cronosistema?

Nuestro sistema educativo ha sido construido en base a algunos supuestos pedagógicos


y didácticos.

Primer supuesto: la idea de cronosistema .

En la conferencia, Flavia Terigi presenta el concepto de cronosistema para


caracterizar a nuestro sistema educativo, que alude al “sistema de ordenamiento del
tiempo que establece etapas de la vida para ir a ciertos niveles escolares, ritmos de
adquisición de los aprendizajes, duración de las jornadas escolares, duración de la hora,
módulo o bloque escolar”
Estructura la educación en función de tiempos bien determinados, clasifica a los
sujetos por edades con su correspondencia a grados/años, determina ritmos de
aprendizaje y evaluación que son externos al sujeto (trimestres, cuatrimestres, unidades
didácticas, evaluaciones integradoras etc)

Unido a este supuesto aparece con fuerza en este formato escolar, la idea de
aprendizaje monocrónico, un aprendizaje que sigue el mismo ritmo para todos y según
el cual para lograr aprendizajes equivalentes, se requieren enseñanzas similares.
Supone pensar una secuencia única de aprendizajes para todos los miembros de
un grupo escolar, entendiendo que al final del proceso el grupo de estudiantes va a haber
aprendido las mismas cosas. Este supuesto no permite pensar ritmos distintos ni
discontinuidades producto del ausentismo vinculado al trabajo temporario, situaciones
propias del embarazo, cuidado de familiares, falta de conectividad (en el caso de la
educación virtual), etc.
Es así, como el sistema señala una trayectoria diseñada para que lxs estudiantes
transiten en función de tiempos preestablecidos.
Unido a esta idea surge la concepción que se suele reducir las trayectorias
educativas a las trayectorias escolares, invalidando otros recorridos de formación
posibles y valiosos que no son escolares. En este sentido se han construido discursos en
los que la cultura escolar se concibe como valiosa y dominante y la cultura de los jóvenes
como subalterna y hasta “peligrosa”.
La idea de cronosistema permite dar cuenta de una serie de representaciones
que circulan por la escuela y la sociedad que se articulan entre sí. Así es, como enlazado
con los conceptos anteriormente citados, suele unirse el circuito escolar a trayectorias
teóricas previamente delineadas para ser seguidas y encauzadas.

”Se supone que en las leyes de obligatoriedad y en las normativas que establecen
las obligaciones del Estado, de la familia y de los chicos respecto de la asistencia
a la escuela, hay un punto bastante claro para todo el mundo: a la escuela hay
que ingresar a cierta edad, a los seis años a primer grado y todo lo que ustedes
ya conocen”(Terigi op. cit 6)

Esta concepción de trayectoria teórica implica:

-ingresar a tiempo,
-permanecer,
-avanzar un grado por año
- aprender

Sin embrago en la realidad de las escuelas, existen otras trayectorias que no


siguen el cauce normal trazado por el cronosistema. Estas trayectorias reales
vinculadas a repitencias, abandonos, entradas tardías, se alejan de las trayectorias
teóricas y se las consideran trayectorias no encauzadas.

Segundo supuesto: Descontextualización de los saberes

En la escuela se enseñan un conjunto de contenidos que responden a saberes


producidos fuera de la escuela y se enseñan en condiciones en las cuales se pierde
muchas veces el sentido y relación con la realidad que se pretende estudiar.
Es decir la escuela a veces logra y otras no tanto, generar un contexto de
enseñanza similar al contexto de producción científica del contenido.
Han visto a través de estos años como la Didáctica se ocupa de encontrar
estrategias que permitan darle significatividad lógica, psicológica y social a los contenidos
que tenemos que enseñar.
Como habrán observado en los proyectos de buenas prácticas e inclusive en sus
propias biografías escolares, muchas de las experiencias exitosas son aquellas que dan
respuesta a la falta de contextualización de saberes y que por tanto, intentan unir teoría y
práctica, es decir, aspectos teóricos con problemáticas sociales concretas.

Tercer supuesto: Presencialidad

En este sentido la escuela se ha construido sobre el supuesto de presencialidad, si


alguna de las dos partes no asiste a la escuela (tanto estudiantes como docentes), la
enseñanza no tiene lugar. Por eso, el ausentismo frecuente, suele condenar a los
estudiantes a la desaprobación de materias ya que no se plantean estrategias de trabajo
que no requieran presencialidad.
La situación de aislamiento por la pandemia ha llevado necesariamente a
replantear este supuesto frente a la urgencia. La virtualidad se ha convertido entonces en
una alternativa al formato presencial y ha generado muchas posibilidades de seguir
enseñando y aprendiendo sin el requisito de presencialidad.
Por supuesto que tanto docentes como estudiantes (lo verán en sus experiencias
cotidianas) no tenemos una trayectoria en este tipo de experiencias. En el mejor de los
casos, se articulaba virtualidad con presencialidad, lo cual era más sencillo. Hoy nos
vemos ensayando estrategias, aprendiendo junto a uds, tratando de lograr que nuestras
clases sean atractivas, claras y que logren buenos aprendizajes. De todos modos, el feed
back que da la clase presencial, lo que devuelve la palabra inmediata y la mirada del otro,
está difícil de ver a través de las pantallas.
Por otro lado, la virtualidad nos enfrenta a situaciones de desigualdad frente a la
conectividad a internet y a la posibilidad de acceso a dispositivos móviles y/o
computadoras.

Cuarto supuesto: Simultaneidad

Esta idea fundó la escuela moderna. Ya lo planteaba Comenio en el siglo XVII


“enseñar todo a todos” y al mismo tiempo, suponiendo que iba a dar como resultado
aprendizajes equivalentes. Sintetiza Terigi:

“Por lo tanto, las enseñanzas tienen que ser las mismas para todxs y en la medida
que se enseñe del mismo modo a todxs, todxs aprenden las mismas cosas al
mismo tiempo”

Un supuesto muy difícil de pensar en las realidades concretas de las clases,


incluso en el nivel superior. Sería genial si esto pasara, pero sabemos que no ocurre y
que exige de los docentes pensar otros ritmos, diferentes estrategias, muchos intentos…

Los invitamos a pensar:

¿Qué sucede cuando los estudiantes no siguen las trayectorias esperadas? ¿Cómo
actúan estos supuestos frente a ingresos tardíos producto de situaciones de
vulnerabilidad social como las que presentan las escuelas del conurbano?

¿Qué desafíos genera repensar la escuela en función de las trayectorias escolares y no


del cronosistema?

¿Qué propuestas se les ocurren para lograrlo?


Volvamos a pensar las trayectorias reales, fundamentalmente las no encauzadas,
dado que son a las que deben dar respuestas los nuevos formatos escolares a partir de la
obligatoriedad de la educación secundaria. Existe una búsqueda de alternativas al formato
tradicional para que la inclusión de todos lxs jóvenes pueda ser una realidad,
garantizando el derecho a la educación.

También es interesante analizar como el mismo sistema promueve distintos programas


para incluir a los estudiantes que fueron expulsados del cronosistema, por ejemplo
FINES, Educación de adultos, Programa grados de aceleración, Bacilleratos populares,
etc En la actualidad, frente a la deserción importante generada durante la pandemia, ha
surgido el Programa de acompañamiento de las trayectorias, donde estudiantes de los
últimos años del profesorado, realizaron tareas de revinculación con la escuela.
El Programa de Acompañamiento a las Trayectorias y la Vinculación (ATR), tiene como
objetivo el fortalecimiento de la continuidad pedagógica y la revinculación escolar de
estudiantes que hayan tenido dificultades con la continuidad educativa.
Se trata de un dispositivo de visitas domiciliarias, planificado y orientado por las y
los docentes a cargo de los cursos de cada estudiante. Lo llevaron adelante
docentes suplentes que están participando del Programa de Incorporación Especial
de Docentes y Auxiliares y estudiantes avanzados de los profesorados de primaria
y secundaria que estaban cursando el espacio de la práctica correspondiente al 3º y
4º año en los institutos superiores de formación docente de gestión estatal y privada.

En los proyectos de buenas prácticas hay ensayos de nuevos formatos que


resultan muy interesantes, los invitamos a explorar…

¿Qué desafíos nos plantean las trayectorias no encauzadas?

Primer desafío: Invisibilización de las trayectorias

Frente a las trayectorias no encauzadas se corre el riesgo de no visibilizar a los


jóvenes que por ausentismos reiterados, trabajos temporarios, enfermedades, mudanzas
rompan con las trayectorias teóricas. Terigi plantea que en las transiciones de un nivel a
otro, de una modalidad a otra, suelen no hacerse seguimientos y en contexto de la
educación obligatoria se presenta como un problema. En el caso de la educación virtual,
muchxs jóvenes quedaron invisibilizados por la dificultades de conexión u otros factores
que hicieron que se desconectaran de la escuela.

Segundo desafío: Relaciones de baja intensidad con la escuela

“Kessler describe la relaciones de baja intensidad con la escuela como las relaciones en
las cuales los chicos van a veces y a veces no van, van un día pero no tiene la menor
idea de lo que pasó el día anterior ni les preocupa averiguar qué les pasó, donde no
llevan los útiles y no les importa mucho las consecuencias de no hacerlo”(Terigi: op. cit
11)

Esta situación: ¿es responsabilidad de los jóvenes que no ven en la escuela un


lugar convocante y que los aloja en sus singularidades? ¿qué lugar hay para ellos en la
escuela?

Si además la relación de baja intensidad va acompañada de incumplimiento de


pautas de convivencia, seguramente la respuesta más común será un cambio de turno o
un pase a otra escuela.

Tercer desafío: ausentismo de los estudiantes

El ausentismo en la escuela rompe con el supuesto de presencialidad y como


nuestro sistema y saber didáctico se estructura en torno a este supuesto, tenemos
dificultades para dar respuestas adecuadas a otras formas de presencia en la escuela.
Con la obligatoriedad de la escuela secundaria este supuesto ha entrado en
tensión, sobre todo, con la idea de “alumno libre”. Esta idea que muestra una falla en la
condición del sistema para que un estudiante permanezca en la institución (cantidad de
faltas permitidas), muestra la inadecuación del formato escolar al contexto legal de
educación obligatoria.
Habrá que pensar entonces, nuevas formas de presencialidad, para quienes por
razones de trabajo temporario, embarazos adolescentes, enfermedades, etc no pueden
cumplir con las 28 faltas que la escuela permite.
Cuarto desafío: (Sobre)edad

Como fuimos analizando en la clase, la escuela se construye sobre el supuesto de


que hay un punto de inicio en el sistema que está marcado por la edad. No sólo la escuela
marca puntos de inicio sino también puntos de egreso que tiene que ver con cursar un
grado por año. Esto implica pensar que la escuela está asociada a edades para entrar y
para egresar
¿Qué sucede cuando no se ingresa en el tiempo esperado, cuando se repite algún
año y/o cuando se deja la escuela por un tiempo?

Ricardo Baquero plantea: “la (sobre)edad es una enfermedad que se contrae


solamente en la escuela” porque en ningún otro lugar suelen pedir edad para ingresar. La
mayoría de la educación no formal está diseñada en función de grupos heterogéneos
donde el eje es el aprendizaje y no la edad de quienes aprenden.
Es más, los mismos estudiantes que en la escuela deben aprender por edades,
por fuera de ella se juntan con mayores o menores a realizar distintas actividades y la
edad no es un problema para ellos.
Volviendo al video del Paradigma del sistema educativo, el sistema clasifica a los
alumnos por edad (fecha de elaboración) y borra las singularidades de esos sujetos que
pueden por diversas razones transitar “en otros tiempos” la trayectoria escolar.
Expresa Terigi, los sujetos no tienen (sobre)edad, tienen edad. Sin embargo, en un
sistema basado en esta trayectoria teórica, no cumplir con ese supuesto representa un
problema y mucho más cuando la educación se hace obligatoria.
La escuela suele ver como un problema “los desfasados en el tiempo”, y en
muchos casos suelen recomendar esperar a cumplir la edad para concurrir a la escuela
de adultos.
Podemos seguir mirando la edad como un déficit o podemos comenzar a pensar
en cómo construimos saber pedagógico y didáctico para dar respuestas a las realidades
de muchxs chicas y chicos de la escuela secundaria.

Quinto desafío: bajos logros en el aprendizaje

En este desafío suelen conjugarse los anteriores, dado que si las trayectorias no
encauzadas no son visilbiizadas por los docentes, si el ausentismo es frecuente,
seguramente no se verán buenos logros en el aprendizaje. Básicamente porque la
escuela no puedo generar estrategias para acompañar a esos jóvenes que por diversos
motivos no logran encauzarse en las trayectorias teóricas.

En el marco de la educación secundaria obligatoria, estas situaciones aparecen


como grandes desafíos que debe plantearse el sistema para cumplir con la igualdad ante
la ley.

¿La repitencia es una solución frente a los bajos logros en el aprendizaje? En la


lógica del cronosistema, implica pensar que porque unx estudiante vuelve a cursar un año
escolar, tendrá mayores logros en sus aprendizajes. La realidad de las escuelas del
conurbano, no da cuenta de esta situación, es más, solemos observar estudiantes que
luego de repetir de año, tienen calificaciones más bajas que el año anterior.

Plantea Terigi,:”llegado cierto punto, cuando la cosa no da para más, generamos


un mecanismo de promoción a sabiendas de que el sujeto no tiene los saberes suficientes
para abordar el próximo nivel o ciclo educativo”

Para reflexionar desde el rol docente:

¿Qué cambios en las representaciones y prácticas docentes consideran que deben


promoverse para dar lugar a los nuevos jóvenes?¿Qué condiciones favorecerían estos
cambios?
Para ir cerrando…
Les propongo mirar “Elogio de La Incomodidad “(documental, 2013)

"Elogio de la Incomodidad.".
https://www.youtube.com/watch?v=uQzCbnwnRvs&id_curso=1168

Una producción de CTERA que relata la experiencia de la Escuela de reingreso


de Barracas.
Es un documental en el cual se intenta mostrar que es posible desde una escuela
estatal diseñar y poner en acto nuevas formas de organizar el conocimiento, de organizar
el trabajo y los vínculos de enseñanza y aprendizaje, de modo tal que se pueda dar
cuenta de los intereses, las necesidades y los derechos de lxs jóvenes.
Nos muestra que es posible construir una escuela en la que se integren áreas de
conocimiento, donde se escuche a los estudiantes y donde profesores y profesoras
construyan autoridad pedagógica desde la práctica cotidiana y no desde prescripciones
reglamentarias.
Las ideas que circulan, centralmente la del trabajo docente colectivo, son parte de
las claves para la recreación de la escuela secundaria obligatoria, pensada como derecho
de ciudadanía. Plantea CTERA:
“ Esperamos que este testimonio nos de nuevas pistas para seguir buscando
en la incomodidad de ir navegando mientras construimos el barco.”

En consonancia con los desafíos que plantea Terigi, existen varias experiencias
relevadas por estudiantes en los proyectos de buenas prácticas. Pueden explorar en el
Banco de buenas prácticas y encontrar otras.

Les sugerimos que vean:

 Institución: Escuela de Educación Secundaria N°7 Alumnos: Juarez Inti, Tolosa


Emmanuel, Olivetti Pamela, Rodriguez Kevin, Monsalvo Florencia.
Localidad: Moreno, Buenos Aires.-Proyecto de acompañamiento
de las trayectorias que busca otra opción frente a la repitencia
https://www.youtube.com/watch?v=KaEqD9UzzBg&feature
=youtu.be

 E.S N°11 Madres y abuelas de plaza de mayo de


Francisco Álvarez . Busca la escolarización de niños hermanos e
hijos de adolescentes que asisten a dicho secundario con la
finalidad de contrarrestar la deserción.
https://www.youtube.com/watch?v=YqBXIlcWo60&feature=
youtu.be
Actividad para el foro:

En base al video “Elogio de la incomodidad” y de los proyectos sugeridos relevados por


compañerxs, les proponemos realizar las siguientes actividades y publicarlas en el foro:

Elijan uno o dos videos de los propuestos y en base a esas experiencias escriban:

a-¿Qué supuestos del cronosistema están cuestionando?


b-¿Qué desafíos asumen para incluir a estudiantes con trayectorias no encauzadas?
c- Elijan una imagen que se relacione con las ideas de esta clase y compártanla en el
foro.(optativo)
Si les interesa y les quedan dudas, pueden ver los videos de la conferencia de Flavia
Terigi donde explica los conceptos que aborda en el texto.

Trayectorias Escolares Flavia Terigi-Parte 1-


https://www.youtube.com/watch?v=N4ofPWEYoHw

Trayectorias Escolares - Flavia Terigi - Parte 2


https://www.youtube.com/watch?v=JXdrFfPLrF0

Trayectorias Escolares - Flavia Terigi - Parte 3


https://www.youtube.com/watch?v=BBMZpqZo8Lw

Trayectorias Escolares - Flavia Terigi - Parte 4


https://www.youtube.com/watch?v=1L3Jgvsz6zo

Recuperar el sentido lúdico de enseñar y aprender,


recuperar la risa y el asombro, la invitación a pensar con otros,
la fascinación por lo desconocido, el dolor y la bronca, la
audacia y el atrevimiento, la indisciplina del pensamiento y la
razón, en lugar de seguir escudándonos en nuestras pobres
certezas y descascaradas verdades que, si bien nos dan cierto
marco de seguridad y tranquilidad, también nos oprimen y
esclerosan nuestras prácticas” Cecilia Bixio

¿Vamos a intentarlo?

Lxs encuentro en el foro!