Está en la página 1de 5

c 

Autor: Marcos Javier Garnica Ardila


marcosjga10@hotmail.com

 MT 17:22-23

c   c

Hay cosas, circunstancias que aparentemente son iguales pero su significado o
final son diferentes, no es igual. Ej: Un vaso de agua a la mitad. Alguien puede
decir que esta casi vacío, pero otro puede decir que esta casi lleno. No es igual.
Unos gemelos a pesar que son idénticos físicamente, y que diferenciarlos
visiblemente sería casi imposible, cada uno ellos en su carácter son totalmente
diferentes. No es igual o no son iguales.
Hay cosas en este año que se van a tratar de parecer a la voluntad, pero que no
son la voluntad de Dios y tenemos que tener la capacidad para diferenciarlo.

Recordemos a David cuando enfrento a Goliat, en un misma circunstancia habían


dos posiciones diferentes, la del ejército de Saúl y la de David. Saúl y sus
soldados creían que Goliat era invencible y cada día lo veían mucho mas grande.
Pero David, sabiendo que Goliat era un gigante, entendía que Dios era mucho
mas grande que Goliat y era El que le daría la victoria.

Pero el momento trascendental no fue cuando David lanza la piedra y derriba a


Goliat, fue cuando el decide tomar la espada de Goliat y le corta la cabeza.
Imaginemos ese momento, cuando Goliat cae todo el ejército de Israel empieza
gritar victoria. Pero David sabía que faltaba algo por hacer. No es igual dejar al
gigante derribado por Dios a ir y tomar la decisión de cortarle la cabeza. Hay
muchos que tienen un gigante derribado, que han salido de un culto llenos de la
gloria de Dios pero que no tomaron decisiones y ese gigante les volvió a hacer
daño. No es igual un gigante derribado a un gigante degollado.
En el pasaje que tomamos de referencia Cristo anuncia su muerte por segunda
vez. La biblia registra tres ocasiones en las cuales Jesús anuncia su muerte a sus
discípulos.

Porque era necesario que Cristo muriera. Hay un propósito general y era cumplir
su misión redentora en la humanidad. Pero Dios también tenía un propósito
específico con sus discípulos. Jesús sabia que sus discípulos no serian iguales
después que El se fuera.
Cristo les dijo que en su nombre, cosas mayores que las que El hizo las harían.
Los discípulos debían aprender que ciertas cosas que aparentemente son iguales,
delante de Dios no es lo mismo.


 c    c c c 

Por un regalo no tenemos que pagar nada. Una recompensa se recibe por un
esfuerzo. Los discípulos tuvieron el regalo de tener a Jesús por tres años. Pero
Dios quería recompensarlos por el esfuerzo que ellos hicieran. Mientras el
maestro estuviera al lado de los discípulos ellos nunca conocerían hasta donde
podrían llegar en el propósito de Dios. Era una milla adicional que tenía que
empezar a caminar.

Recordemos a Josué cuando Dios le dice que se levante y entre a la tierra


prometida. Dios en una forma figura le dice que no abra una columna de fuego
que los guie, que no abra mana, que eran regalos de Dios, pero que ahora venia
el tiempo de las recompensas cuando le dice ³todo lo que pisare la planta de tu pie
eso te entregaré´.

La parábola de los talentos. Mt 25. A uno se le dio cinco, a otro 2 y a otro uno. El
que tenía 5 entregó otros 5, el que tenía 2 entregó otros 2. Pero el que tenia 1 lo
escondió y Dios se los quito.


 c    c    c
 c  
er 17:23 ³Y ellos se entristecieron en gran manera´. Porque se sintieron tristes,
porque ellos pensaron que iban a perder algo, que nunca más volverían a ver a
Jesús. El mismo pasaje nos advierte que Jesús no solo les habla acerca de su
muerte, sino que también les dice que al tercer día resucitaría.

Jesús no quería quitar su presencia de ellos, los quería liberar de dos cosas: de
sus temores y dependencias humanas. Ellos deberían estar dispuestos a morir por
Cristo si era necesario para cumplir la gran comisión. Pero no estaban
preparados. Cuando a Jesús lo arrestaron, todos huyeron porque tenían temor y
de eso Dios los quería liberar.

Si pensamos que Dios nos quita algo, nos va a doler o no vamos a entender lo
que esta sucediendo. Pero si pensamos que Dios nos libera de algo para darnos
algo mejor entenderemos el propósito de Dios. Rom 8:28 ³Y sabemos«.


   c c     c   c    
c c  

Proverbios 16:25 ³hay camino que parece derecho al hombre, pero su fin es
camino de muerte´

1 Corintios 2:15 dice que debemos tener la mente de Cristo. Hay ciertos
pensamientos o paradigmas que tienen que ser cambiados en el nombre de
Jesús.

Todos los descubrimientos de la ciencia en toda la historia aparecieron primero


como una ruptura con la tradición o lo natural. ¿Porque surge un descubrimiento?
Porque alguien decide cambiar su manera de pensar y empieza a creer en algo
que todavía no existe pero si se lo ha imaginado.

En el año 1500 d.C aprox., Leonardo da vinci (Un Italiano) tuvo un sueño, y era el
sueño de volar. El dejo los planos de un avión, la vida no le dio tiempo de cumplir
esa meta. Fue solo 400 después que empezaron a aparecer las primeras
aeronaves porque alguien decidió creer en el sueño de volar de da inci.

 c !"#"!$%&!#'"(!
("%")!*(")+"#"#"(!!"#&',+"'- !+.%"%
-+")%+#(("!&$(-%"/'""#
0

Los pensamientos de los discípulos tenían que ser renovados. No era lo mismo lo
que ellos pensaban de acercad de la muerte de Cristo, a los que Jesús pensaba
acerca de este mismo hecho.
El mismo pasaje el Lucas 9:46 nos dice que después que Jesús anuncia su
muerte ellos empezaron a discutir quien sería el más grande después de la muerte
de Cristo.

Proverbios 23:7 ³Porque cual es su pensamiento en su corazón, tal es él.´

La victoria de Satanás no está cuando pecamos. Esta cuando ese mismo día
decidimos no orar, no buscar de Dios. Nos alejamos de El. Porque nuestro
pensamiento nos dice que Dios no nos va a perdonar. Dios es un Dios
misericordioso, que nos ama y esta dispuesto ese mismo día en perdonarnos y
restaurarnos.

Dios quiere cambiar nuestros pensamientos, desarmar nuestras ideas. Anécdota


Cambiar Paradigmas.

Cristo cuando estaba en el Getsemaní dijo ³pasa de mi esta copa´. No es igual
que Jesús viviera a Cristo muriera. En su humanidad no quería pasar esto, pero
El dijo ³no se haga mi voluntad sino la tuya´.

Hemos llegado al destino real de nuestras vidas. Hay cosa que parecen iguales
pero no lo son. No es lo mismo. Es como estar en un aeropuerto y llega la hora de
tomar el avión. Queda solo dos aviones en la pista de vuelo, y aparentemente son
iguales físicamente, tienen el mismo color, el mismo tamaño, le caben la misma
cantidad de pasajeros pero solo uno te llevara al destino y propósito que Dios ha
determinado para tu vida.
Ha llegado el momento de tomar el avión, pero no nos confundamos, no es igual.