Está en la página 1de 32

INFORME TÉCNICO

MONITOREO DE FAUNA

PROYECTO PLANTA DELTA ENAMI AMPLIACIÓN DE RELAVES

PROVINCIA DE LIMARÍ-COMUNA DE OVALLE


REGIÓN DE COQUIMBO.

Profesionales Responsables:
Pablo Espejo San Cristóbal
Biólogo, Mg. Ecología y Biología Evolutiva.

Ignacio Díaz Caqueo


Médico Veterinario, Licenciado Gestión Ambiental.

La Serena
Septiembre de 2015
2

CONTENIDO

RESUMEN .................................................................................................................................... 3
INTRODUCCION ........................................................................................................................... 4
ANTECEDENTES ........................................................................................................................... 6
OBJETIVOS ................................................................................................................................... 6
MATERIALES Y METODOS............................................................................................................ 7
RESULTADOS OBTENIDOS ......................................................................................................... 11
Reptiles .......................................................................................................................................... 11

Micromamíferos ............................................................................................................................ 18

DISCUSIÓN .................................................................................... ¡Error! Marcador no definido.


CONCLUSIÓN ............................................................................................................................. 20
BIBLIOGRAFÍA ............................................................................................................................ 21
ANEXO 1 .................................................................................................................................... 24
ANEXO 2 .................................................................................................................................... 29

INFORME MONITOREO COMPONENTE FAUNA


3

RESUMEN

El presente informe de monitoreo de fauna, contiene los resultados obtenidos durante las
campañas de seguimiento post relocalización de la fauna rescatada desde el área correspondiente
a la segunda etapa de operación del depósito de relave del tranque de relaves del proyecto Planta
Delta Enami, el que se ubica en el sector de Panulcillo, Ovalle, IV Región de Coquimbo. Los
documentos de referencia para el desarrollo de la presente actividad de mitigación, donde se
señalan los compromisos respecto del componente Fauna y donde se entrega la información base
actualizada, son la Resolución de Calificación Ambiental (RCA) N° 32/2008 y el informe técnico que
actualiza la información del área denominado “Medidas Adicionales de Mitigación Componente
Fauna”, de enero de 2015. En el presente documento se presentan los resultados de las labores de
monitoreo con el fin de evaluar los resultados del procedimiento y dar con ello cumplimiento a los
compromisos relacionados con el componente fauna.

INFORME MONITOREO COMPONENTE FAUNA


4

INTRODUCCION

Uno de los principales efectos de los proyectos de desarrollo e infraestructura sobre el


medioambiente, es la reducción de la diversidad biológica, ya sea por la vía de producir efectos
negativos sobre la riqueza de especies o por producir una disminución en la abundancia, en
particular en el caso de las especies que presentan un mayor grado de especialización y una menor
vagilidad (especies de baja movilidad). En el caso de Chile, lo señalado antes se ve reforzado por la
presencia de los denominados hot-spots (puntos calientes de la biodiversidad), entre ellos la región
mediterránea, caracterizada por su alto nivel de endemismo y la presencia de varias especies bajo
amenaza. En Chile, este tipo de ambientes, que se extienden por cerca de 900 km de latitud
abarcando cinco regiones administrativas en el centro del país, se han visto afectados por la acción
directa e indirecta de la actividad humana (sobreexplotación de los recursos y alteración del
hábitat).

En este escenario, la implementación de medidas de mitigación y/o compensación, como es el caso


de los planes de rescate y relocalización de fauna, tienen un efecto importante al actuar como
herramientas que contribuyen a moderar dicho efecto y mantener los niveles de diversidad
biológica (Fischer & Lindenmayer, 2000), especialmente en aquellos taxa más expuestos (anfibios,
reptiles y micromamíferos). Este tipo de medidas comprende básicamente la captura de los
animales presentes en el área que se va a intervenir, su marcaje y traslado a sectores que no se
verán afectados y que se definen previamente de acuerdo a parámetros de similitud, oferta de
refugio, oferta de recursos u otros y el monitoreo posterior de la efectividad de la medida
implementada. De esta manera, todos los esfuerzos de conservación para proteger la biodiversidad
nacional dependen esencialmente de los indicadores considerados en las campañas de monitoreos
posteriores, de las especies y poblaciones con el fin de obtener de manera confiable patrones y
estimaciones poblacionales (Thomsen & Willerslev 2015).

En este contexto y considerando los compromisos ambientales contemplados en la Resolución de


Calificación Ambiental N°32/2008 del Proyecto Delta y en el marco del proceso de ampliación del
área de relave, durante el mes de enero de 2015, se realizó un estudio del área para actualizar la
información generándose un Informe de Medidas Adicionales de Mitigación Componente Fauna
(enero 2015). En el punto 4.2 del documento base se estableció que, previo a la intervención de los
sectores involucrados, se debía implementar un “Rescate y Relocalización de Fauna en Categoría de
Conservación”. En el caso específico del Cururo (Spalacopus cyanus) se señala que “.. en caso de
encontrar colonias activas en áreas que serán ocupadas por el proyecto, se implementarán medidas
de ahuyentamiento para desplazar las colonias fuera del área a ser afectada”. Para las restantes
especies con problemas de conservación, se efectuaron capturas de micromamíferos mediante
Trampas Sherman y el caso de Reptiles la captura mediante lazos corredizos y/o de forma manual.

INFORME MONITOREO COMPONENTE FAUNA


5

En el presente informe se presentan los resultados obtenidos durante el proceso de monitoreo de


los animales desplazados (micromamíferos fosoriales) o trasladados (micromamíferos no fosoriales
y reptiles). La ejecución de estos muestreos fue realizada en los meses de agosto, septiembre y
octubre de 2015.

INFORME MONITOREO COMPONENTE FAUNA


6

ANTECEDENTES

En el periodo comprendido entre el 23 de junio y 22 de julio de 2015 se llevaron a cabo las labores
de perturbación y rescate de fauna de baja movilidad (Reptiles y Micromamíferos), contempladas
para el proyecto de Ampliación del Tranque de Relaves de Planta Delta. Posterior al desarrollo de
las actividades de perturbación y rescate propiamente tales, se realizaron los monitoreos
correspondientes a la mitigación desarrollada, los que comprenden una revisión exhaustiva de
todos los sectores abordados (origen y destino de los individuos) a objeto de evaluar la condición
existente, tanto a nivel de individuos, como de ensamble de fauna. El análisis de los resultados
obtenidos se realizó del mismo modo tanto a nivel de los ejemplares desplazados, como del
ensamble de especies en el sitio receptor. El primer monitoreo se efectuó los días 18, 20 y 24 de
agosto, el segundo monitoreo los días 23, 25 y 28 de septiembre y el tercer monitoreo los días 21,
22 y 23 de octubre, todos del presente año.

En relación a las especies de micromamíferos no fosoriales (roedores y marsupiales), no se efectuó


monitoreo, dado el bajo número de ejemplares rescatados y la restricción en el uso de técnicas de
marcaje (solo las de carácter provisorio), aspectos que dificultan el desarrollo del muestreo en el
mediano y largo plazo.

En el presente informe se detallan los resultados globales obtenidos en el conjunto de las campañas
realizadas y se analizan sus alcances en el marco de los objetivos perseguidos con las medidas de
mitigación del proyecto.

OBJETIVOS

El objetivo de los trabajos de monitoreo fue evaluar el nivel de éxito de la medida, sobre la base de
criterios de permanencia temporal y espacial de los individuos desplazados o trasladados y del
estado de los sitios de reubicación desde el punto de vista de las características del ensamble de
fauna presente en ellos, posterior a la ejecución de las medidas. Adicionalmente se espera poder
hacer algunas recomendaciones a partir de la información recopilada.

INFORME MONITOREO COMPONENTE FAUNA


7

MATERIALES Y METODOS
Sitios de captura

Los sitios de captura de fauna corresponden a aquellos terrenos intervenidos por el desarrollo del
proyecto, donde fueron ejecutadas las medidas de mitigación para el componente fauna, realizando
los rescates de especies de Reptiles y Micromamíferos y las labores de ahuyentamiento o
perturbación controlada en el caso de Spalacopus cyanus (cururos). El área queda definida por los
vértices que se muestran más abajo y corresponden a la segunda etapa de operación del depósito
de relave de la planta Delta. En cada sector de dicha área, el avance en las actividades de rescate de
fauna se realizó de acuerdo al plan de intervención remitido por el mandante. A continuación, se
detallan las coordenadas de los límites del área correspondiente a la segunda etapa de operación
del depósito de relave de tranque de relaves:

Tabla 1.
Coordenadas de ubicación del área de captura de Fauna.
Vértices Coordenadas UTM
Norte Este
1 6.623.116 286.907
2 6.622.807 286.688
3 6.623.227 286.067
4 6.623.290 286.138
AREA SEGUNDA ETAPA DE
OPERACIÓN DEPÓSITO RELAVES

Imagen 1: Áreas de captura, dentro de la segunda etapa de operación del relave.

INFORME MONITOREO COMPONENTE FAUNA


8

Sitio de Liberación de Reptiles

Para el caso de Reptiles la selección de los sitios de liberación o relocalización de fauna se realizó en
base a su similitud con los sitios de procedencia de los animales y el hecho de que estuvieran
protegidos, dentro del área de protección y compensación ambiental del proyecto Delta. Entre los
criterios de similitud ambiental se consideró la cobertura vegetacional y la composición florística, la
fisonomía general del paisaje, el tipo de sustrato y la oferta de recursos (alimento y refugio). En la
tabla 2 se detalla la ubicación de los tres (3) sitios de monitoreo establecidos para Reptiles y en la
imagen 1 se muestra su ubicación utilizando la plataforma de GoogleEarth.
Tabla N° 2. Sitios de Monitoreo de Reptiles establecidos para el proyecto Delta.

Sitio Relocalización N° 1:
Coordenadas: E 284.898 S 6.624.152

Sitio Relocalización N° 2:
Coordenadas: E 284.731 S 6.624.161

Sitio Relocalización N° 3:
Coordenadas: E 284.534 S 6.624.558

Coordenadas UTM datum WGS 84.

Imagen 2: Áreas de relocalización y su posición respecto al mirador de las Puyas.

INFORME MONITOREO COMPONENTE FAUNA


9

Procedimiento de Terreno

Monitoreo de Reptiles

A diferencia de otros grupos zoológicos, los reptiles presentan una vagilidad reducida y diversas
limitaciones a nivel fisiológico, por lo que sus ámbitos de hogar (home-range) son reducidos, lo que
lleva a que sea el observador quien deba desplazarse sobre el terreno en forma de transectos para
realizar la detección de los ejemplares a monitorear. El área de los sitios de monitoreo fue recorrida
por al menos dos observadores realizando un barrido total de la misma y concentrando la búsqueda
de acuerdo a las coordenadas de los puntos de relocalización de cada ejemplar o grupos de animales
(según waypoints entregados por GPS). La observación directa de ejemplares fue registrada
siguiendo un protocolo que consigna la especie correspondiente al ejemplar, sexo, estado de
desarrollo, microhabitat en que fue detectado, presencia de marcaje, además de otra información
complementaria que pueda aportar al análisis de los resultados (eventos de territorialidad,
apareamiento, termorregulación, depredación, etc.). Adicionalmente, más allá del registro de los
ejemplares observados y de la eventual detección de los individuos correspondientes al grupo de
los animales relocalizados, también se evaluó la condición general del sitio de liberación en cuanto
a la diversidad, abundancia de reptiles y/o bien otras taxa indicadoras.

El procedimiento de terreno sigue la metodología sugerida a continuación:

i. El observador recorrió el terreno mediante transectos de 200 mts, abarcando 3 metros para
cada costado del transecto, en los puntos de liberación y sitios intermedios premunidos de
binoculares, cámara fotográfica (con zoom óptico superior a 10X) y GPS, registrando todos
los individuos avistados durante el procedimiento.
ii. Adicional a lo anterior, también se realizó una búsqueda dirigida, es decir siguiendo los
puntos exactos en que fueron liberados los ejemplares, barriendo un sector que comprende
aproximadamente 8 mts. alrededor de cada punto y posteriormente un barrido general del
área en que se liberaron los individuos. Como corresponde a un sitio receptor, se evita
realizar cualquier alteración por lo que no se realiza la remoción de rocas, vegetación, etc.,
preservando las condiciones actuales de los sitios de relocalización.
iii. Para cada evento de observación se registró fotográficamente el individuo y el sitio,
estableciéndose su ubicación (UTM, datum WGS 84), condición general, condición de salud,
presencia de marcas de identificación y otros datos de interés.

INFORME MONITOREO COMPONENTE FAUNA


10

Monitoreo de Curureras

Para el caso de la fauna ahuyentada (mediante perturbación controlada), en específico la población


de cururos (Spalacopus cyanus) trasladada mediante la ejecución de labores de ahuyentamiento o
perturbación controlada, fue monitoreada mediante la revisión de los sitios de destino, evaluando
la presencia de actividad biológica de esta especie, magnitud de la expansión de la colonia,
observación de ejemplares y flujos de retorno mediante indicios de recolonización de curureras
originales (retorno a ubicación original). Para esto se visitaron las curureras por al menos dos veces
por jornada (mañana y tarde), recorriendo toda su extensión además de sectores aledaños. Se
consideraron todo tipo de datos, tales como la presencia de otras especies de fauna, depredación,
consumo de bulbos, huellas, galerías excavadas, vocalizaciones, etc. Todo registro fue realizado
mediante fotografías, georeferenciación (GPS) y notas de campo.

INFORME MONITOREO COMPONENTE FAUNA


11

RESULTADOS

Los resultados se presentan y analizan agrupados, considerando los tres monitoreos, con el
propósito de tener una visión global del procedimiento. No obstante lo anterior, algunos aspectos
de los mismos se analizan separando los registros según la fecha en que se produjeron, a objeto de
evaluar el posible efecto de la condición climática en los resultados obtenidos.

Reptiles
A lo largo del periodo de monitoreo se obtuvo un total de 91 registros, en uno de los cuales no se
identificó la especie (ND), los que se distribuyen por mes, de acuerdo al detalle que se muestra en
el gráfico 1.

GRÁFICO 1

DISTRIBUCIÓN DE LOS REGISTROS


SEGÚN MES DE MONITOREO

47%

37% 15%

AGOSTO SEPTIEMBRE OCTUBRE

Si bien la distribución señalada parece no ajustarse al perfil esperado en un ambiente mediterráneo,


ésta puede ser explicada si se considera la condición térmica existente durante los días de
monitoreo en cada mes (gráfico 2). En este escenario, el mes de septiembre fue inusualmente
lluvioso y frío, de modo que la oferta térmica ambiental se presentó desfavorable para la mayoría
de los animales y en particular para los reptiles por su condición de vertebrados ectotermos.

INFORME MONITOREO COMPONENTE FAUNA


12

GRÁFICO 2

CONDICIÓN DE LA OFERTA TÉRMICA


POR MES DE MONITOREO
120%

100%

80%

60%

40%

20%

0%
AGOSTO SEPTIEMBRE OCTUBRE

Alta Media Baja

En relación a la distribución de los registros por especie, se observaron importantes diferencias en la


representación de los diferentes taxa (gráfico 3). La mayor representación corresponde a Liolaemus
pseudolemniscatus con 62 registros, le sigue Liolaemus platei con 13 registros, Liolaemus fuscus con 12
registros, Liolaemus nitidus con 2 registros y finalmente Callopistes palluma con 1 registro. Esta distribución
se ajusta en el orden y la magnitud a la que se obtuvo durante el proceso de perturbación y rescate, de modo
que, al menos en composición y estructura, se han mantenido las características de la población original.

GRÁFICO 3

REGISTROS TOTALES
SEGÚN ESPECIE

62 2
L platei
12
L pseudolenm
1 L nitidus

13 L fuscus
C palluma

La única diferencia entre ambos ensambles corresponde al reemplazo de Tachymenis (culebra de cola corta)
presente en el rescate original, por Callopistes (Iguana chilena) presente durante el periodo de monitoreo.

INFORME MONITOREO COMPONENTE FAUNA


13

Dicha diferencia es esperable dado que la primera es uno de los reptiles más tolerantes a las bajas
temperaturas y por tanto suele estar presente en los ambientes naturales ya a fines del invierno, mientras
que Callopistes es una de las más restringidas fisiológicamente, de modo que solo reaparece ya bien entrada
la primavera.

En relación a la distribución de los registros de acuerdo al sexo de los individuos, en el gráfico 4 se muestran
los valores para la muestra total. Se observa una leve desviación a favor de los machos respecto de lo esperado
estadísticamente en una población silvestre en ausencia de factores o determinantes ambientales.

GRÁFICO 4

DISTRIBUCIÓN REGISTROS TOTALES


SEGÚN SEXO

47; 56%
37; 44%

Macho Hembra

Desde esta perspectiva, dicha desviación podría ser explicada, al menos en parte, por la mayor actividad de
los machos durante la primavera debido al cortejo y las luchas territoriales, lo que los vuelve más conspicuos
y detectables sobre el terreno.

Al analizar la distribución de sexos, esta vez por especie, se observa que entre los taxa con suficiente número
de individuos la proporción de hembras y machos varía entre especies (gráfico 5), en este marco, el 100% de
la desviación observada a nivel de la muestra total es explicada por la situación de Liolaemus
pseudolemniscatus; de hecho, tanto en Liolaemus fuscus, como en Liolaemus platei, el sesgo es a favor de las
hembras.

INFORME MONITOREO COMPONENTE FAUNA


14

GRAFICO 5

DISTRIBUCIÓN DE LOS REGISTROS


NÚMERO SEGÚN ESPECIE Y SEXO
40
35 38
30
25
20
21
15
10
5 8
4 0 1 5 6 0 1
0
L platei L pseudolenm L nitidus L fuscus C palluma

Macho Hembra

Lo anterior resulta interesante pues se ha postulado que el desfase en el ciclo anual de esta especie,
adelantado respecto a las demás en cada temporada, podría relacionarse, más allá de la oferta térmica, con
el evitar la presión de depredación de Callopistes; la presente observación da sustento a dicha hipótesis.

En lo que respecta a los estados de desarrollo representados en los registros del monitoreo, en el gráfico 6 se
muestra la distribución de las diferentes categorías etarias. Se observa un claro predominio de los adultos en
casi todas las especies, lo que se ajusta a lo esperado considerando los rasgos fisiológicos de los reptiles y el
perfil anual de la oferta térmica en el sector del territorio en que se ubica el proyecto. En este marco, los
subadultos representan la fracción sobreviviente de la reproducción de la temporada anterior.

GRÁFICO 6

DISTRIBUCIÓN DE LOS REGISTROS


NÚMERO SEGÚN ESTADO DE DESARROLLO

C PALLUMA 10

L FUSCUS 10 20

L NITIDUS 02

L PSEUDOLENM 55 5 0

L PLATEI 9 40

Adulto Subadulto Juvenil

INFORME MONITOREO COMPONENTE FAUNA


15

De los valores que arrojan los registros para la estructura etaria de la población de reptiles presentes en las
áreas de monitoreo, se desprende que, transcurridos tres meses desde el término del proceso de rescate y
relocalización de los individuos del área correspondiente a la segunda etapa de operación del depósito de
relave, no existirían mayores diferencias con cualquier otra población del área mediterránea del centro de
Chile

Los juveniles observados en Liolaemus nitidus, (de esta especie solo se observaron individuos pertenecientes
a esta clase etaria) resultan difíciles de explicar, más allá del azar del muestreo.

En lo que respecta a la distribución de los registros según el tipo de micro hábitat correspondiente al primer
punto de observación de los diferentes ejemplares, la distribución observada para el conjunto de las especies,
se ajusta fuertemente a lo reportado en el informe de actualización de información realizado en enero de
2015 (gráfico 7).

GRÁFICO 7

DISTRIBUCIÓN DE LOS REGISTROS


SEGÚN TIPO DE MICROHABITAT
70
60
50
40
30
20
10
0
L platei L pseudolenm L nitidus L fuscus C palluma

Bajo arb. Bajo cactus Cactus Roca Suelo

Lo anterior revela que la selección de los sitios de destino de los animales habría sido la adecuada y
permite señalar que el asentamiento de los individuos trasladados se verá potenciado por la
condición ambiental existente.

Por otro lado, el gráfico 7 permite visualizar la plasticidad ecológica de las especies e individuos
involucrados comparando los presentes resultados con los descritos previamente en la literatura
científica. En este marco, al menos en las tres especies de las que se obtuvo un mayor número de
registros, es posible afirmar que lo observado se ajusta a lo esperado, ya que tanto Liolaemus
pseudolemniscatus, como Liolaemus fuscus (ámbas muy pequeñas) suelen aparecer como taxa
marginales en los ambientes en que participan, siendo desplazados en la competencia por los sitios

INFORME MONITOREO COMPONENTE FAUNA


16

y recursos óptimos por otras especies de mayor tamaño, lo que los obliga a realizar permanentes
cambios de nicho, de ahí su mayor inespecificidad respecto al micro hábitat explotado. En el caso
de Liolaemus platei, siendo un habitante típico de zonas áridas, la especie ha sido reconocida como
un animal principalmente saxícola (habitante de sectores rocosos) y de espacios abiertos (suelo).

En el marco del presente análisis, es importante revisar brevemente la tendencia temporal de la


abundancia en las diferentes especies puesto que ello aporta información indirecta respecto de la
permanencia de los individuos en el área de liberación. En esta línea, en el gráfico 8 se muestra la
tendencia para el número de registros por especie a lo largo del periodo de monitoreo.

GRÁFICO 8

POR ESPECIES Y MES


Lineal (L platei) Lineal (L pseudolenm)
Lineal (L nitidus) Lineal (L fuscus)
35
30
Número Ejemplares

25
20
15
10
5
0
1 2 3
Monitoreo

Las rectas corresponden a la regresión de los valores de abundancia bruta para los tres meses de
monitoreo. Todas las especies pequeñas (Liolaemus platei, Liolaemus pseudolemniscatus y
Liolaemus fuscus) muestran una disminución progresiva a medida que avanza el periodo estival, en
tanto que Lilaemus nitidus, el mayor de los representantes de este género en Chile, muestra la
tendencia contraria. La interpretación más directa (y conservadora) de la disminución en las
especies pequeñas podría llevar a plantear la eventual ocurrencia de un lento desplazamiento de
los animales trasladados desde los sitios a los que fueron trasladados en respuesta a la competencia
generada en el área de reubicación (saturación de la capacidad de carga); de hecho, es probable
que algo de aquello ocurra. No obstante, el comportamiento de la curva de abundancia en Lilaemus
nitidus y el despertar tardío de Callopistes (la iguana chilena), especie que depreda a las primeras,
pero no a esta última (por su gran tamaño escapa al espectro alimenticio de la iguana) sugiere que
la presión de captura sería el principal causante del cambio observado en el perfil de abundancia de
los taxa pequeños. En este escenario, si el factor determinante fuera la competencia por los recursos

INFORME MONITOREO COMPONENTE FAUNA


17

(saturación de la capacidad de carga en el área), se esperaría que todas las especies mostraran un
descenso, cuestión que no ocurre.

Lo señalado en el párrafo anterior, se ve respaldado al analizar la representación de los ejemplares


correspondientes al rescate en el total de individuos observados en cada monitoreo; en el gráfico 9,
se muestra el resultado de este ejercicio. Claramente la presencia de los individuos trasladados se
ha mantenido e incluso aumentado en términos relativos, en el área de liberación. Los ejemplares
pertenecientes al grupo de los rescatados representaron el 8% del total observado en agosto, el
17% del total en septiembre y el 10% del total en octubre; en el caso de tres de ellos, las marcas han
permanecido claramente distinguibles de modo que además fue posible establecer sus
desplazamientos, los que se muestran en la imagen 2. Dados estos resultados, el rescate de
individuos puede ser definido como exitoso desde el punto de vista de la permanencia de los mismos
en el sitio de reubicación.

GRÁFICO 9

DISTRIBUCIÓN DE LOS REGISTROS


SEGÚN CATEGORÍA DE MANEJO
45 40
40
35 31
30
25
20
15 12
10
5 3 2 3
0
AGOSTO SEPTIEMBRE OCTUBRE

RESIDENTES RESCATADOS

INFORME MONITOREO COMPONENTE FAUNA


18

Sitios de Relocalización Delta

Sitio 2

Sitio 1

Imagen 3: Distribución espacial de los desplazamientos de los ejemplares recuperados durante el


monitoreo. Todos los ejemplares corresponden a la especie L. pseudolemniscatus.

Micromamíferos

NO FOSORIALES

En relación a los micromamíferos no fosoriales, se debe partir mencionando que, durante el


desarrollo del rescate, en ellos solo se pudo implementar un marcaje de carácter provisorio, de corta
duración (tinta indeleble), el que permite hacer un seguimiento de corto plazo. En consecuencia,
puesto que no sería posible discriminar a los individuos rescatados, respecto de los residentes,
durante el monitoreo no se realizó el seguimiento de estos animales.

Lo que si se llevó a cabo fue la detección de eventuales retornos de los animales rescatados hacia el
área en que se implementará la segunda etapa de operación del depósito de relave, esto se realizó
en los días inmediatamente posteriores al traslado, mientras se desarrollaban las últimas jornadas
del rescate. Sobre la base de la información obtenida de estas marcas provisorias es posible
descartar la presencia de animales rescatados en el área liberada.

INFORME MONITOREO COMPONENTE FAUNA


19

FOSORIALES

De acuerdo a lo señalado en el Informe Técnico de Implementación de Medidas Adicionales, solo


tres de las cuatro colonias originalmente descritas dentro del área correspondiente a la segunda
etapa de operación del depósito de relave permanecían activas en julio de 2015, de modo que la
perturbación se centró en éstas (imagen 3). En cuanto a los sitios más adecuados para desplazar a
los ejemplares presentes en éstas últimas, estos fueron definidos previamente, en el Informe de
Medidas Adicionales para Fauna, de enero de 2015. En la imagen 3 se muestra su ubicación (todos
al este del área correspondiente a la segunda etapa de operación del depósito de relave) y la
dirección del desplazamiento realizado durante los días de campaña.

Imagen 4: Ubicación original de las curureras previo a los trabajos de ahuyentamiento. Las flechas
amarillas indican la dirección y destino de los desplazamientos de cururos.

Los días 18 y 24 de agosto se realizó un minucioso barrido de los sitios remanentes de las colonias
dentro del área correspondiente a la segunda etapa de operación del depósito de relave no
detectándose ni ejemplares, ni evidencias indirectas de su presencia, lo que revela que no habrían
ocurrido ni retornos, ni recolonizaciones con posterioridad a la mitigación. Tampoco se observaron
ejemplares o evidencias de especies acompañantes (Phyllotis y/o Abrothrix).

En cuanto a los sitios de destino de la población de cururos desplazada, esta parece haber ocupado
las zonas de llanos y quebradas que se encuentran por fueran del cerco que delimita el relave hacia
el noreste. Durante las campañas de monitoreo, en estos sectores se observaron evidencias de
actividad de Spalacopus, en particular galerías nuevas que contenían restos de Leucocoryne y otras
bulbosas del área. También se observaron algunos ejemplares activos que presentaron condiciones
de salud normales, en particular un par de inmaduros, de menor tamaño que, a diferencia de los
adultos, se dejaron ver a corta distancia.

INFORME MONITOREO COMPONENTE FAUNA


20

CONCLUSIONES

Durante los meses de agosto, septiembre y octubre de 2015 se realizaron tras campañas de
monitoreo de las medidas de mitigación implementadas en marco de la ampliación del área de
relave del Proyecto Planta Delta.

En el curso de las mismas se detectó un alto nivel de riqueza en los sectores a los cuales fueron
desplazados y trasladados los animales, lo que se relacionaría con el aumento poblacional asociado
al procedimiento.

En los sitios de relocalización se detectaron 4 especies de reptiles de las 5 que fueron originalmente
relocalizadas (4 especies de lagartos y 1 de culebra). Todos los ejemplares monitoreados, tanto los
residentes, como los rescatados, presentaron óptimas condiciones de salud, sin que se hayan
detectado indicios de patologías, lesiones o limitaciones de carácter individual.

La composición del ensamble de reptiles se mantuvo estable posterior al periodo de establecimiento


de estas nuevas poblaciones, manteniéndose la predominancia y representación de las especies
Liolaemus pseudolemniscatus y Liolaemus platei, además de una alta representación de individuos
adultos.

Si bien se ha ido produciendo un lento y progresivo descenso en el número total de registros en los
monitoreos posteriores, el análisis de los perfiles observados a nivel de especie, sugiere que ello
estaría asociado al efecto combinado de las características de la temporada, la presión de
depredación por parte de la iguana chilena y la fenología de las especies involucradas, antes que a
la saturación del área de destino.

En relación a la población reubicada, se obtuvieron ocho registros correspondientes a animales


pertenecientes dicho grupo, lo que sugiere que al menos una parte de la población trasladada, se
habría establecido exitosamente en las áreas de destino. En este marco, aproximadamente el 10%
de los registros obtenidos en cada campaña correspondió a animales reubicados.

En lo que respecta al monitoreo de los animales desplazados mediante perturbación controlada,


(Spalacopus cyanus), se observaron indicios de actividad cercana al área del relave, las que
corresponderían a las poblaciones desplazadas.

Éstas colonias se observan sanas, con indicios de estar expandiéndose, tanto en términos de número
de individuos (se observaron inmaduros), como en términos espaciales, (aumento de las galerías
existentes).

Lo señalado en los párrafos anteriores sugiere que el procedimiento en su conjunto habría sido
exitoso y que, dentro de este escenario general, el rescate habría resultado ser más efectivo que la
perturbación en términos de los objetivos propuestos.

INFORME MONITOREO COMPONENTE FAUNA


21

BIBLIOGRAFÍA

Bustamante, R., Oporto, A., Moraga, S., de la Barrera, F., Sepúlveda, G. & Moreira, D. 2009. Informe
sobre mitigación de impacto ambiental en Fauna Silvestre: Rescate y Relocalización. SAG-
Universidad de Chile.

Cofre, H. & Y. Vilina. (2008). Mamíferos Terrestres, diversidad de especies. En: Biodiversidad de
Chile, Patrimonio y Desafíos. Comisión Nacional de Medio Ambiente 2008. pp 227-233.

Correa C., Sallaberry M., Jara-Arancio P., Lobos G., Soto ER., Méndez MA. (2008) Amphibia, Anura,
Bufonidae, Rhinella atacamensis: altitudinal distribution extension, new records and geographic
distribution map. Check List 4:478-484

Donoso-Barros, R. (1966). Reptiles de Chile. Ediciones de la Universidad de Chile, Santiago.

Fisher J. & D.B. Lindenmayer. (2000). An assessment of the published results of animal relocations.
Biological Conservation 96:1-11.

Iriarte, A. (2008). Mamíferos de Chile. Lynx Edicions. Barcelona, España. 420 pp.

Mella J. (2005). Guía de campo, reptiles de Chile: Zona Central. Peñaloza, Novoa y Contreras (Eds.).
Ediciones del Centro de Ecología Aplicada Ltda.

Nuñez, H. (2008). Reptiles, diversidad de especies. En: Biodiversidad de Chile, Patrimonio y Desafíos.
Comisión Nacional de Medio Ambiente 2008. pp 277-284.

Pincheira-Donoso, D. & Núñez, H. (2005). Las especies chilenas del género Liolaemus Wiegmann,
1834 (Iguania: Tropiduridae: Liolaeminae). Taxonomía, sistemática y evolución. Publicación
ocasional N°59, Museo Nacional de Historia Natural, Chile.

Sallaberry, M., E. Soto, C. Correa, and M. A. Méndez. (2007). Geographic Distribution: Bufo
atacamensis. Herpetological Review 38: 214

Servicio Agrícola y Ganadero (2004). Medidas de Mitigación de Impactos Ambientales en Fauna


Silvestre. División de Protección de los Recursos Naturales Renovables. 180 pp.

Servicio Agrícola y Ganadero (2012). Guía de Evaluación Ambiental: Componente Fauna Silvestre.
División de Protección de los Recursos Naturales Renovables. 22 pp.

Soto E.R, M Sallaberry, J.J Núñez & M.A Méndez (2008). Estrategias reproductivas y desarrollo
larvario en anfibios. En: Herpetología de Chile. Vidal, MA & A Labra editores.2008. pp 333-357.

INFORME MONITOREO COMPONENTE FAUNA


22

Thomsen, P.F. & E. Willerslec. (2015). Environmental DNA – An emerging tool in conservation for
monitoring past and present biodiversity. Biological Conservation 183:4-18.

Troncoso-Palacios, J. (2011). Liolaemus pseudolemniscatus Lamborot and Ortiz, 1990 (Squamata:


Liolaemidae): Distribution and extension in Central Chile. Check List. En
http://www.academia.edu/1372877/Liolaemus_pseudolemniscatus_Lamborot_and_Ortiz_1990

Valladares, P. (2011). Análisis, síntesis y evaluación de la literatura de lagartos de la Región de


Atacama, Chile. Gayana (Concepc.) Vol. 75, n.1, pp. 81-98.

Valladares, P. (2012). Mamíferos terrestres de la Región de Atacama, Chile: Comentarios sobre su


distribución y estado de conservación. Gayana (Concepc.) vol.76, n.1, pp. 22-37.

Vargas, R. R., E. I. Maradiegue-Revollo, & L. F. Aguirre. (2007). Pequeños mamíferos de bosques


nativos y plantaciones forestales exóticas en el Parque Nacional Tunari, Cochabamba, Bolivia. En: J.
Feyen, L. F. Aguirre, & M. R. Moraes, editores. Memorias del Congreso Internacional sobre
Desarrollo, Medio Ambiente y Recursos Naturales: Sostenibilidad a Múltiples Niveles y Escalas.
Universidad Mayor de San Simón, Cochabamba, Bolivia.

Veloso, A & J Navarro (1988). Lista sistemática y distribución geográfica de anfibios y reptiles de
Chile. Boll. Mus. Reg. Sci. Nat. Torino. Vol. 6(2):481-539.

Vidal, MA & Labra, A. (2008). Herpetología de Chile. Science Verlag, Santiago, Chile. XXIII + 593 pp.

Vidal, M, Soto, ER & Veloso, A. (2009). Biogeography of Chilean herpetofauna: distributional


patterns of species richness and endemism. Amphibia - Reptilia 30: 151 - 171.

INFORME MONITOREO COMPONENTE FAUNA


23

Pablo Espejo SC
Biólogo SIDEZA
Mg Ecología y Biología Evolutiva

INFORME MONITOREO COMPONENTE FAUNA


24

ANEXO 1
REGISTRO FOTOGRÁFICO

INFORME MONITOREO COMPONENTE FAUNA


25

Foto 1-4: Vistas generales del área de relocalización Proyecto Delta (campaña monitoreo agosto de 2015).

Foto 5-6: Ejemplar de Liolaemus pseudolemniscatus observado forrajeando. Se evidencio la presencia de


marcas dorsales de colores verde y naranjo, correspondiente a un ejemplar macho adulto rescatado.

INFORME MONITOREO COMPONENTE FAUNA


26

Foto 7-8: Ejemplar hembra de L. pseudolemniscatus observada con marcas dorsales de colores verde y
amarillo, la cual se encontraba apareándose con un ejemplar macho residente. De esta manera se pudo
registrar como indicador de éxito el establecimiento de los ejemplares observados.

Foto 9-10: Ejemplares residentes de Liolaemus pseudolemniscatus observados durante el monitoreo del
sitio de relocalización.

Foto 11-12: Ejemplares residentes de Liolaemus fuscus y Liolaemus platei observados durante el
monitoreo del sitio de relocalización.

INFORME MONITOREO COMPONENTE FAUNA


27

Foto 13-16: Ejemplares de cururos (Spalacopus cyanus) observados en el área probable de


establecimiento posterior a la perturbación controlada.

Foto 17-18: Alguna de la fauna presente como indicadora del status general del ambiente en el área de
relocalización; Garza grande (Egreta alba) Zorro Chilla (Lycalopex griseus).

INFORME MONITOREO COMPONENTE FAUNA


28

Foto 19-20: Vista general de la cururera 1 durante las labores de monitoreo (agosto 2015). No se detecto
la presencia de cururos ni tampoco indicios de actividad (galerías recientes).

Foto 21-22: Vista general de la cururera 3 durante las labores de monitoreo (agosto 2015). No se detecto
la presencia de cururos ni tampoco indicios de actividad (galerías recientes).

INFORME MONITOREO COMPONENTE FAUNA


29

ANEXO 2
PERMISO CAPTURA FAUNA

INFORME MONITOREO COMPONENTE FAUNA


30

INFORME MONITOREO COMPONENTE FAUNA


31

INFORME MONITOREO COMPONENTE FAUNA


32

ANEXO 3
MATRIZ GENERAL DE REGISTROS

INFORME MONITOREO COMPONENTE FAUNA

También podría gustarte