Está en la página 1de 8

FACULTAD DE CIENCIAS DE LA SALUD

ESCUELA PROFESIONAL DE MEDICINA HUMANA

“CASO CLÍNICO”

Integrante:
Martinez Nuntón, Nayeli Dirross.

Docente:
Dr. Ñique Carbajal, Cesar Armando.

Pimentel – Perú
2021 – I
CASO CLÍNICO
1. Identificar y definir correctamente el o los problemas bioéticos identificado
en la situación que se presenta o plantea.
El principio basado en esta situación es la justicia, por su parte, se entiende como
reciprocidad y lealtad hacia el padre o cónyuge que está en situación de
enfermedad; en el caso de los hijos, de una forma u otra es la retribución de los
desvelos y el cuidado que recibieron en su primera infancia.
El residente está vulnerando el respeto a la dignidad de la persona enferma, que
implica el respeto por los demás en sus aspectos sociales, económicos, religiosos,
etc., considerando sus criterios y posiciones, aunque no se compartan. En el caso
del enfermo de Alzheimer, este respeto por la dignidad debe permanecer aun en
las etapas más avanzadas de la enfermedad, pues independientemente de la
condición en que se encuentre, la dignidad es un aspecto inviolable de todo ser
humano.
Por último, la responsabilidad, que implica que el compromiso y el modo de actuar
de cada persona sean consecuentes con las obligaciones morales que asume. La
responsabilidad tiene como características: tener conciencia de las obligaciones
que se contraen, enfrentar la toma de decisiones y responder por los actos
cometidos; este valor es trascendental en la labor del cuidado.

2. Comprender los datos científicos y/o médicos de la situación que se


presenta o plantea.
 Dentro de los datos médicos y científicos de esta patología, se sabe que los
pacientes de Alzheimer normalmente presentan una serie de problemas
médicos además de los problemas cognitivos y funcionales propios de la
atrofia cerebral progresiva. Los problemas médicos son más frecuentes a
medida que avanza la enfermedad. Los pacientes pueden presentar múltiples
afecciones, como deshidratación, diarreas, estreñimiento, caídas,
incontinencia; causas como un resfriado, una infección de orina o una
bronquitis pueden provocar un claro empeoramiento del estado del paciente y
dar lugar a un estado de confusión mental aguda (delirium), que desaparece
al tratar la causa.
 La salud del paciente se irá deteriorando progresivamente a medida que
avance la enfermedad, especialmente en fase terminal; como se refleja en
este paciente de 89 años.
3. Comprender los datos antropológicos y filosóficos que se vislumbran en la
situación que se presenta o plantea.
• Para la comprensión de las experiencias de familiares de personas con
Alzheimer en diferentes contextos culturales, un antecedente antropológico
esencial resulta ser la obra de Lawrence Cohen (1995, 1998), realizada con
personas ancianas y sus familias durante el período 1983-90 en cuatro
barrios estratificados de Banaras (India). Entre los barrios estudiados, dos
comprendían colonias de profesionales de clase media-alta, uno era un barrio
pobre, y el último correspondía a un área heterogénea económica y
étnicamente muy próxima al corazón del complejo sagrado de la ciudad de
Banaras. El autor examina las diferentes formas según las cuales los
individuos de los cuatro barrios perciben y explican los cambios de
comportamiento y personalidad de los que definen como personas mayores.
Basándose en el conocimiento local, muestra las posibles construcciones
sociales en torno a la debilidad, la demencia y los sexagenarios. Asimismo,
en articulación con dichas nociones, explora las diversas prácticas familiares
que mantendrían las diferencias intergeneracionales en la sociedad
estudiada. En su análisis, en relación al discurso sobre la enfermedad de
Alzheimer resalta la construcción social en torno a la víctima como "no
persona", siendo el proceso social más que el biológico el que priva al
anciano demente de su propio ser.

4. Comprender los hechos o sucesos éticos y/o bioéticos de la situación que


se presenta o plantea.
En la situación clínica, se hace referencia al principio de justicia, por parte de la
hija del anciano terminal, de 89 años quien pide al residente que su padre se le
instaure una sonda PEG, y dicha propuesta es rechazada por el residente.
En cuanto al principio de justicia podemos decir:
 Todas las personas, por el mero hecho de serlo, tienen la misma dignidad,
independientemente de cualquier circunstancia, y por tanto, son merecedoras
de igual consideración y respeto.
 Hay que luchar por una distribución justa y equitativa de los siempre limitados
recursos sanitarios para conseguir el máximo beneficio en la comunidad,
evitando desigualdades en la asistencia sanitaria.
 Por lo mismo podemos decir que, este principio convierte al personal sanitario
en gestor y administrador de los recursos y de los servicios, que deberá
utilizar de una forma efectiva y eficiente, evitando actuaciones sanitarias
inadecuadas.
5. Diagnóstico: Proponer una lluvia de ideas sobre las soluciones al dilema o
problema identificado, aquí es importante aplicar la metodología triangular
de Sgreccia para la solución de este tipo de dilemas, para ello se debe
jerarquizar criterios mayores y menores que interviene en la posible
solución.
Cuando al paciente se le informa de un diagnóstico de Alzheimer, enfermedad
para la que actualmente no hay tratamiento, se pone un límite a su capacidad de
crecimiento, de lograr sus objetivos y de sentirse valioso y útil. Es la anticipación
de la incapacidad de gobernarse a sí mismo, y por lo tanto de sentirse digno.
Se tiene en consideración tres ángulos de perspectiva bajo los cuales pueden
afrontarse los diversos problemas en esta disciplina: se trata de la tecnociencia, la
antropología y la ética.
Tecnociencia: Las tecnologías de pruebas por imágenes del cerebro que se
utilizan con más frecuencia son:
 Imágenes por resonancia magnética (RM). Una RM utiliza ondas de radio
poderosas e imanes para crear una imagen detallada del cerebro.
 Tomografía computarizada (TC). Una TC utiliza rayos X para obtener
imágenes transversales del cerebro.

Antropología: La etnografía fue el método de trabajo que se privilegió en las


investigaciones realizadas en los tres contextos, basándose en un trabajo de
campo en el cual se utilizaron principalmente, como estrategias básicas para la
recogida de información, las entrevistas en profundidad y la observación
participante. Desde esta perspectiva metodológica se pretendió en todas ellas dar
la "voz" a los propios familiares cuidadores. De manera particular, vamos a
comentar los aspectos más relevantes en relación con la etnografía realizada en
cada uno de los contextos culturales.

Ética: Se incorporó 2 principios éticos a su actuar:


 La fidelidad al paciente. Entendida como el cumplimiento de las
obligaciones y compromisos adquiridos con el paciente sujeto a su
cuidado, entre los cuales se encuentra guardar el secreto profesional
acerca de las confidencias hechas por el paciente.
 La veracidad. Principio de obligatorio cumplimiento aun cuando pueda
poner en situación difícil al propio profesional, como es el caso de admitir
errores por acción u omisión.
6. Análisis de la situación psico-social de la persona, familia y sociedad
identificada en el caso o situación problema planteada.
La pérdida de la memoria en acontecimientos recientes, confunden a los
familiares por los sutiles cambios, los cuales empiezan a entorpecer las
enfermedades habituales del paciente. A medida que progresa la enfermedad el
paciente es una persona extremadamente dependiente y esto exige una creciente
supervisión para prevenir accidentes y dedicación para la satisfacción de sus
necesidades básicas. De tal manera, que el vivir con un enfermo con la
Enfermedad de Alzheimer constituye un conjunto de experiencias y vivencias para
los cuales la mayoría de las familias tienen poca preparación y casi nunca lo
anticipan.
Muchos de los familiares de estos pacientes desconocen los cambios psicológicos
conductuales que ocurren en la persona afectada por la enfermedad de
Alzheimer, y la necesidad que tienen estas personas de recibir apoyo en el hogar
a medida que la enfermedad empeora. La familia constituye el principal recurso de
cuidado para un enfermo de Alzheimer, por lo que el cuidador requiere
información, educación, asesoramiento y apoyo para ayudarlos a entender la
problemática del paciente que está bajo su responsabilidad, enfatizando en la
rehabilitación y la calidad de vida del paciente y de la propia familia. No obstante,
el cuidado de los enfermos no se debe considerar un problema, sino una
responsabilidad a planificar por todos y cada uno de los miembros de la familia.
La ayuda externa sigue siendo esencial. Es importante que los familiares reciban
orientación y apoyo. En las etapas finales, los pacientes de la Enfermedad de
Alzheimer necesitan 24 horas de atención diaria.

7. Tratamiento: Si el caso amerita un análisis en particular sobre alguna


indicación médica o tratamiento terapéutico, es importante precisar cuál es
el objetivo (habitualmente son los objetivos de la medicina) y cuál es el
blanco (la variable a corregir). Realizar las indicaciones terapéuticas
correspondientes indicando a qué clase de recomendación corresponde
(Clase I – II – o III) y con qué tipo de evidencia se maneja (Evidencia A - B –
C). Conocer el número necesario a tratar (NNT), RR, OR y el costo beneficio
del tratamiento. Especificar la significación clínica, estadística y social del
tratamiento y tipos de tratamiento: curativo; paliativo; preventivo.
Este caso tiene como diagnóstico alzheimer grado severo, por lo cual se tiene que
prescribir fármacos Antagonista del N-metil D-aspartato (NMDA) e inhibidores de
colinesterasa.
Los receptores NMDA están asociados con los procesos de aprendizaje y
memoria, el desarrollo y la plasticidad neural, así como con los estados de dolor
agudo y crónico. Intervienen en el inicio y mantenimiento de la sensibilización
central, asociada a daño o inflamación de los tejidos periféricos.
Los inhibidores de la colinesterasa (ICE), como el donepezil, que retrasan la
degradación de la acetilcolina liberada en las hendiduras sinápticas y, así,
refuerzan la neurotransmisión colinérgica. 
En un estudio de datos de prevalencia por sexos se señala que el sexo femenino
es un factor asociado a presentar alzheimer grado severo a tratamiento
farmacológico (OR: 1,68 [IC 95%:1,58- 1,79]), y con antecedentes de trauma
craneal: se ha demostrado un RR (riesgo relativo) = 1,82 a favor del desarrollo de
la enfermedad de Alzheimer para aquellos pacientes que habían sufrido un trauma
craneal, siendo la relación más acusada en los casos que afectaba a varones y
sin historia familiar de demencia.
La combinación de fármacos de memantina y donepezilo está indicado como
tratamiento de sustitución en pacientes adultos con enfermedad de Alzheimer de
moderada a grave adecuadamente, controlada con una dosis diaria estable de 10
mg de donepezilo y 20 mg de memantina, tomados como combinación libre.

8. Estimar la evolución y pronóstico.


En la enfermedad de Alzheimer grado grave, la mayoría de las actividades
instrumentales se han perdido, y los individuos necesitan supervisión y apoyo para
casi todas las actividades básicas. De hecho, en la mayoría de los casos hay que
incentivar a los pacientes para que cuiden de sí mismos. En esta fase suelen
aparecer los problemas de incontinencia de esfínteres y movilidad, y en etapas
finales llegan a no poder caminar, mantenerse sentados ni sostener la cabeza
erguida.
La tasa de evolución de la enfermedad de Alzheimer varía ampliamente. En
promedio, las personas con enfermedad de Alzheimer viven entre tres y 11 años
después del diagnóstico, pero algunas sobreviven 20 años o más. El grado de
deterioro en el momento del diagnóstico puede afectar la esperanza de vida.
9. Evaluar la aplicación de medidas de prevención primaria, secundaria o
terciaria.
a. Prevención primaria:
 Promoción: Ejercicios de memoria, buen entorno físico y mental, dieta
baja en grasa, mantener la presión sanguínea normal, hábito moderado
de alcohol y aumentar ingesta de antioxidantes.
 Protección específica: Estilo de vida saludable, terapia con estrógenos,
antiinflamatorios, antioxidantes, antiestamínicos y apolipoproteína.
b. Prevención secundaria:
 Diagnóstico temprano y tratamiento oportuno: No existe en la
actualidad un marcador que identifique la enfermedad.
 Limitación de la incapacidad: afección cerebral.
c. Prevención terciaria:
 Retrasar la dependencia y la institucionalización lo máximo posible,
adaptar adecuadamente el entorno del paciente, dotarlo a los medios
de apoyo necesario para facilitar la permanencia del paciente en el
mismo.

REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS

1. La terapia: conceptos y hechos DD a. Enfermedad de Alzheimer [Internet].


Fiapam.org. [citado el 3 de julio de 2021]. Disponible en: https://fiapam.org/wp-
content/uploads/2012/10/Enfermedad_Alzheimer_de_diagnostico_a_terapia.pdf
2. Martorell MA, Paz CL, Montes MJ, Jiménez MF, Burjalés MD. Alzheimer:
sentidos, significados y cuidados desde una perspectiva transcultural. Index
Enferm [Internet]. 2010 Sep [citado 2021 Jul 03] ; 19( 2-3 ): 106-110.
Disponible en: http://scielo.isciii.es/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S1132-
12962010000200007&lng=es
3. Azulay A. Los principios bioéticos: ¿se aplican en la situación de enfermedad
terminal?. An. Med. Interna (Madrid) [Internet]. 2001 Dic [citado 2021 Jul 03] ;
18( 12 ): 650-654. Disponible en: http://scielo.isciii.es/scielo.php?
script=sci_arttext&pid=S0212-71992001001200009&lng=es.
4. Pérez Martínez VT. Demencia en la enfermedad de Alzheimer: un enfoque
integral. Rev cuba med gen integral. 2005;21(3–4):0–0.
5. Portela Romero M, Pombo Romero J, Bugarín González R, Tasende Souto M,
Represa Veiga S. Utilización de los inhibidores de la acetilcolinesterasa y la
memantinapara el tratamiento de la demencia tipo Alzheimer. Rev Esp Salud
Publica. 2005;79(6):665–72.
6. Neira F, Ortega y. JL. Antagonistas de los receptores glutamatérgicos NMDA en
el tratamiento del dolor crónico [Internet]. Isciii.es. 2004 [citado el 3 de julio de
2021]. Disponible en: https://scielo.isciii.es/pdf/dolor/v11n4/revision1.pdf
7. LOS ANTAGONISTAS DE LOS RECEPTORES NMDA PARA LA
FARMACOTERAPIA DEL ALCOHOLISMO [Internet]. Siicsalud.com. [citado el 3
de julio de 2021]. Disponible en:
https://www.siicsalud.com/des/expertoimpreso.php/86896
8. Romero MP, Romero JP, González RB, Souto y Silvia Represa Veiga MT.
UTILIZACIÓN DE LOS INHIBIDORES DE LA ACETILCOLINESTERASA Y LA
MEMANTINA PARA EL TRATAMIENTO CLÍNICO DE LA DEMENCIA TIPO
ALZHEIMER [Internet]. Scielosp.org. 2005 [citado el 3 de julio de 2021].
Disponible en: https://www.scielosp.org/pdf/resp/2005.v79n6/665-672/es
9. Mearin F, Guarner F, Verdú E. Probióticos y aparato digestivo. Evidencias
actuales. Gastroenterol Hepatol. 2009;32:1–14.
10. Medicamentos para la enfermedad de Alzheimer [Internet]. Nih.gov. [citado el 3
de julio de 2021]. Disponible en: https://www.nia.nih.gov/espanol/medicamentos-
enfermedad-alzheimer
11. Morfi Samper R, Pereira Márquez M. Aspectos éticos en la enfermedad de
Alzheimer. Rev Cubana Enferm. 2003;19(1):341–60.
12. Bibliotecadigitalcecova.com. [citado el 3 de julio de 2021]. Disponible en:
http://www.bibliotecadigitalcecova.com/contenido/revistas/cat6/pdf/L97WEBCD.p
df

También podría gustarte