Está en la página 1de 2

El merkaba también llamado vehículo energético holográfico de transporte,

está construido mediante dos Triángulos Tetraédricos que se unen en el

centro formando una estrella de seis puntas, esta forma a su alrededor

está rodeada por una esfera llamada Flor de la Vida. Todo este vehículo

energético gira a una velocidad muy alta al activarlo y desprende unas ondas de

energía de alta vibración que permiten que se realice el salto cuántico

dimensional, esto último significa que estamos pasando de una dimensión a otra

de manera energética.

Los beneficios de activar el merkaba son muchos: la restitución de

vitalidad y salud de nuestros cuerpos: físico, emocional, mental y espiritual, así

como la alineación de nuestras vibraciones con el Universo, es decir, estar

“conectado” y en sintonía con la red cósmica. También sirve de protección de las

energías o seres de baja frecuencia, ya que eleva la frecuencia de vibración del

campo energético del cuerpo.

Mediante el uso del merkaba se pueden hacer viajes a otros planos y

dimensiones elevadas, así como viajar al pasado y al futuro

Mercaba significa el cuerpo / espíritu rodeado por campos de luz girando

uno en sentido contrario al otro. Es parte de nosotros y puede ser usado por

nosotros.

Las almas que han alcanzado los más grandes niveles de conocimiento y

armonización con el Padre son capaces de extenderse a través de muchas

dimensiones de luz en servicio de muchos reinos de especies inteligentes que

desean conocer el significado y dirección de la Vida. Esta extensión por todos los

diversos reinos dimensiónales de inteligencias se hace por el merkaba.

El merkaba es usado por maestros ascendidos para trabajar

simultáneamente con muchos Yoes que están en el pasado, en el presente y en el

futuro.

En nuestra practica trabajaremos entonces con nuestro ADN, activando

nuestro merkaba para conectar con nuestro Yo Superior y para viajar hacia el
pasado o futuro, dependiendo de donde se encuentre el Yo escogido por nuestro

Yo Superior para traer el don o talento deseado.

La activación del merkaba fue practicada por los Atlantes y egipcios en el

pasado y fue re-descubierta por Drunvalo Melchizedek, él expone las directrices

de esta meditación en el taller de la flor de la vida creado por él.

El merkaba es un campo de energía que alcanza 20 mts alrededor del

cuerpo y es de naturaleza geométrica y cristalina. La interconexión entre la

respiración y la conciencia es la llave hacia una conciencia más elevada y hacia la

proyección a otras dimensiones. El campo merkaba se activa mediante un sistema

de respiraciones y mediante mudras; mentalmente se conectan los cuerpos mental

y emocional que tienen forma tetraedrica. Adicional e implícitamente se modifica la

forma de “respirar” el prana, tal como se hacía hace 13 mil años. Esto es mediante

una respiración en donde el aire llene la totalidad del espacio pulmonar. Hacer

esta respiración junto con la integración del flujo Pránico a través de los vértices

de los cuerpos geométricos cristalinos abren un nuevo mundo literalmente para ti.

Esta respiración te permite hacer contacto con tu Ser Superior para que emerja

dentro de ti una guía clara y confiable. Se estimula tu capacidad de recordar quién

eres realmente y cuál es tu conexión íntima con Dios. Se te abren los centros

superiores y nuevas y extraordinarias posibilidades se manifiestan, lo que facilita

tu propia transformación.

PRANA: aire que se inspira el cual contiene la energía vital

MUDRA: un mudra es un gesto, considerado como sagrado por quienes lo

realizan, hecho generalmente con las manos.

También podría gustarte