Está en la página 1de 13

República bolivariana De Venezuela

Ministerio del poder popular para la educación

Universidad Bolivariana de Venezuela

Pfg: Gas Semestre: 05

Sede: Monagas

Manual de
un ingeniero
Profesora: Integrantes:

Karen Calderon Carlos Arredondo

Ci: 28429901

Roberto Cermeño

Ci: 26291063
Manual de un ingeniero
El Manual de Operación y Mantenimiento contendrá las especificaciones técnicas,
los procedimientos, instructivos y los requerimientos mínimos para guiar a los
responsables de cada sector y su personal a cargo, en la realización de los
trabajos necesarios para la operación y el mantenimiento seguro del Sistema de
Distribución.

De este modo, garantiza que el Sistema de Distribución será operado cumpliendo


estándares internacionales de seguridad, las leyes y normas locales y las buenas
prácticas operativas de la industria del gas natural.

Todos los trabajos a realizarse sobre el Sistema de Distribución de gas natural a


operar, se realizará conforme a las políticas y procedimientos especificados en las
secciones que componen dicho Manual. Asimismo, estos procedimientos serán
utilizados para implementar el programa de capacitación de los empleados.

Revisará, actualizará y modificará las secciones del Manual en forma periódica, a


partir de las experiencias o cambios en las condiciones de operación o bien con el
propósito de adecuarlo a las mejoras tecnológicas de la industria del gas.

Plan de mantenimiento
El plan de mantenimiento es un documento que contiene el conjunto de tareas de
mantenimiento programado que debemos realizar en una planta para asegurar los
niveles de disponibilidad que se hayan establecido. Es un documento vivo, pues
sufre de continuas modificaciones, fruto del análisis de las incidencias que se van
produciendo en la planta y del análisis de los diversos indicadores de gestión

Un buen plan de mantenimiento es aquel que ha analizado todos los fallos


posibles, y que ha sido diseñado para evitarlos. Eso quiere decir que para elaborar
uno bueno es absolutamente necesario realizar un detallado análisis de fallos de
todos los sistemas que componen la planta

Como es sabido, el mantenimiento de un gasoducto es la etapa más importante


en el transporte, ya que de este factor depende la eficiencia del mismo. por tal
motivo, se debe tener en cuenta" dónde está la tubería, el tipo de caudal y realizar
operaciones periódicas de la estructura.
Objetivos del plan de mantenimiento

Ya sea que se trate de un mantenimiento preventivo o correctivo, de un servicio


programado o de una reparación de emergencia, una intervención puede
convertirse en un verdadero desafío, ya sea gestionada de manera interna o
externa.

El plan de mantenimiento ayuda a establecer una base sólida y a:

 mejorar la fiabilidad y el rendimiento de los equipos,


 reducir las averías,
 reducir los costos de mantenimiento,
 evitar cualquier pérdida de producción, tiempo y dinero,
 mantener una calidad de servicio, contractual o reglamentaria,
 garantizar la seguridad del personal,
 optimizar la gestión de inventario y la compra de repuestos,
 permitir la coordinación de las obras y el buen acuerdo entre el cliente y el
proveedor de servicios,
 garantizar la satisfacción del cliente,
 seguir la evolución del equipo y sintetizar las instrucciones.

Consideraciones para realizar un plan de


mantenimiento
Existen tres formas básicas que hay que considerar para la elaboración de un plan
de mantenimiento de una instalación o equipo

Basarse de las instrucciones de los fabricantes de los diversos equipos.

Basarse en protocolos de mantenimiento por tipo de equipo.

Basarse en el análisis de fallos potenciales de la instalación.

Junto a estas tres formas puras, existen infinitas formas combinadas de elaborar el
plan, basándolo parcialmente en instrucciones de fabricantes, complementándolo
en mayor o menor medida con protocolos genéricos y por último incorporando
instrucciones derivadas de los análisis de fallos que puede sufrir la instalación
Como elaborar un plan de mantenimiento

El plan de mantenimiento de deberá elaborarse a partir de la selección de la mejor


combinación de los diferentes tipos de mantenimiento para cada equipo de
manera coordinada .Debido a esta complejidad debemos disponer de
procedimiento claro sobre los diferentes pasos claves a seguir para elaborar
un plan de mantenimiento con éxito:

1. Definir nuestros objetivos:

Debemos definir de antemano unos objetivos claros que pretendemos


lograr con nuestro plan. Es obvio, de manera general que lo que se
persigue es minimizar tiempos de parada de producción y reducción de
costes por averías. Pero podemos, al mismo tiempo aprovechar para definir
unos indicadores de mantenimiento más concretos que nos permitan
monitorizar si estamos en el buen camino o no

2. Establecer el presupuesto

Debemos tener claro cuál es el presupuesto disponible para abordar todas


las acciones de mantenimiento

3. Inventariar los equipos que vamos a incluir en el plan

Esta fase es clave en el proceso de elaboración de un plan de


mantenimiento exitoso

Debemos disponer de un inventario de todos los equipos que deben ser


incluidos en el plan de mantenimiento. Además, es conveniente elabora una
ficha con los datos relevantes de cada equipo y su historial, y todos los
documentos importantes (manuales de uso y mantenimiento, información
del fabricante, marcado CE, etc)

Entre alguno de los datos que podemos recopilar de nuestros equipos


están:

 Modelo de producción (funcionamiento continuo, fluctuante o intermitente)


 Recomendaciones de mantenimiento de los fabricantes, esto es clave
 Factores de cada equipo, tales como características de fallo (tiempo medio a
fallo, modo de fallo) o Características de reparación ( Tiempo medio de
reparación, tiempo tras el fallo antes de que la planta se vea afectada, nivel de
redundancia)
 Factores económicos: coste de material del equipo, coste de monitorización.
 Factores de seguridad y legislativos: Internos, medio ambientales, legislación y
reglamentos.
 En este punto de recopilación de información es importante revisar los
mantenimientos previos realizados para cada equipo, y especialmente tener
clara la última fecha de realización de las acciones de mantenimiento, puesto
que es el punto de partida para definir el próximo mantenimiento necesarios.

4. Consultar los manuales de los equipos y las obligaciones legales

Es necesario conocer las especificaciones y recomendaciones de los


fabricantes, así como los plazos de garantía. Habitualmente en los
manuales que nos suministran los fabricantes de los equipos tenemos
todas las reglas de mantenimiento preventivo y correctivo necesarias para
definir la frecuencia de las operaciones de nuestro plan de mantenimiento.

En los manuales encontramos la información necesaria para establecer:

 Operaciones de mantenimiento preventivo a realizar


 Frecuencia o intervalo de las operaciones
 Fechas límites de revisión
 Tiempos de vida útil de los equipos
 Recomendaciones relativas a tipos de aceites o lubricantes a emplear, las
medidas de seguridad, etc

Asimismo, es fundamental recopilar todas las operaciones de carácter legal a las


que estamos obligaciones por algún reglamento o legislación. Existen múltiples
equipos que tienen gamas de mantenimiento legal, que por tanto, no podemos
obviar. Recopilar toda esta legislación es fundamental a la hora de elaborar
nuestro plan de mantenimiento.

5. Asignación de responsables

Debemos de tener claro los operarios disponibles así como sus


especialidades y formaciones. Esto se puede hacer mediante un inventario
de personal, disponiendo de fichas para cada uno de los trabajadores , así
como los costes por hora de cada operario. Esto permitirá inputar los costes
de mano de obra a cada intervención de manera sencilla según las horas
empleadas en cada acción
De la misma manera es recomendable inventariar las empresas
proveedoras externas que nos pueden realizar operaciones de
mantenimiento. Disponer de su información, datos de contacto, tarifas,
autorizaciones requeridas por ley, etc.
6. Planificar las acciones que se van a realizar

En este punto deben definirse las intervenciones que vamos a incluir en el


plan de mantenimiento, en base a periodos de tiempo fijo o bien en base a
otras métricas.

Debemos crear el conjunto de intervenciones u operaciones que se deben


realizar a periodos establecidos, que serán lanzadas cuando llegue su
momento. Este conjunto o agrupación de operaciones según la frecuencia
temporal o bien por alguna otra variable (horas de funcionamiento del
equipo, kms, etc) se suelen denominar gamas o rutinas de mantenimiento.

7. Documentar nuestro plan de mantenimiento

Para documentar nuestro plan de mantenimiento o lo que es lo mismo


establecer el cronograma de intervenciones que debemos realizar sobre
cada activo, muchas empresas aún siguen usando el Excel.

8. Ejecución de las tareas del plan

Es el momento de llevar a ejecución las tareas que hemos programado en


el plan de mantenimiento. Para que las tareas sean ejecutadas en tiempo,
es importante ajustar alertas que nos avisen previamente de las fechas de
vencimiento de cada operación.

9. Documentar los trabajos realizado

Todas las intervenciones, ya sean preventivas o correctivas, deben quedar


documentadas. Esto se realiza mediante partes de trabajo u órdenes de
trabajo que cada operario deberá cumplimentar dejando constancia de que
el trabajo previamente planificado ha sido resuelto satisfactoriamente

10. Analizar y explotar la información

Un plan de mantenimiento es un documento vivo que se deberá corregir y


ajustar a medida que se va revisando. Es muy importante llevar un control
de los principales indicadores o KPis de mantenimiento que nos permitirá
sacar conclusiones sobre los puntos de mejora y poder adelantarnos en el
futuro.
Ventajas y desventajas de un plan de
mantenimiento
Muchas son las ventajas al aplicar el mantenimiento eficiente y correctamente, en
forma general es garantizar la producción, y mantener los equipos operables
aumentando la vida útil. Tememos modelos de mantenimiento que ayudan a una
inspección constante para tomar decisiones basadas en criterios de ingeniería y
desempeño de los elementos que conforman la producción. La planificación ayuda
a documentar los mantenimientos que se aplica a cada uno de los equipos, llevar
un histórico de desempeño y prevenir fallas.

El análisis del mantenimiento brinda instrumentos que ayudan a llevar una


codificación según criticidad de los elementos.

Como desventaja mencionaría que en el caso de que falle el equipo un interventor


del equipo pone en riesgo todo el sistema de mantenimiento.

Mantenimiento de un Gasoducto.
En general, toda infraestructura o instalación de gas combustible debe contar con
un plan de mantenimiento o un programa de mantenimiento, el cual incuirá
acciones preventivas o correctivas, según el caso, para los diferentes equipos o
elementos utilizados, donde se tendrá en cuenta las recomendaciones de los
fabricantes y los estándares de fabricación, para un mantenimiento periódico
adecuado, se podrán realizar las siguientes actividades:

• Inspección: frecuencias de las inspecciones de fugas y patrullajes de


derecho de vía. Para la detección de fugas en el sistema, podrían
emplearse los siguientes procedimientos: detección de gas en la
superficie, detección de gas subterráneo, inspección de la
vegetación, monitoreo de presiones, prueba con agua jabonosa,
detección con ultrasonido. Incluye mantenimientos rutinarios sobre la
tubería. Las inspecciones para detección de fugas deben incluir
pruebas de atmósferas explosivas que indicarán la presencia de gas.

• Control de la corrosión (Incluye mantenimientos rutinarios sobre el


sistema de protección contra lo corrosión, procedimientos de
sistemas de protección catódica, sistemas de recubrimiento y
sistemas de monitoreo y mitigación de la corrosión interna, requisitos
y procedimientos de control, medidas adicionales y planes
encaminados a identificar o prevenir fallas en los sistemas de
monitoreo y control de la corrosión). Se limita a tubería metálica
enterrada, sumergida y expuesta a la atmósfera.

• La limpieza interna.

• La reparación. Incluye procedimientos de reparación para redes de


acero, reparación permanente de fugas y de áreas corroídas sin
fuga, reparación permanente de agrietamiento inducido por
hidrógeno en puntos endurecidos y agrietamiento debido a corrosión
bajo esfuerzos, procedimientos de reparación para tuberías
plásticas.

• La atención de emergencias.

• Mantenimiento de válvulas y otros elementos de la red de transporte


y distribución. De acuerdo con los procedimientos preestablecidos.

• Mantenimiento de cajas de inspección. Deben estar de acuerdo con


los procedimientos establecidos y se debe hacer especial énfasis al
seguimiento de la atmósfera y en la protección del personal en la
caja.

Como es sabido, el mantenimiento de un gasoducto es la etapa más importante en


el transporte, ya que de este factor depende la eficiencia del mismo. Por tal
motivo, se debe tener en cuenta" dónde está la tubería, el tipo de caudal y realizar
operaciones periódicas de la estructura.

Este tipo de mantenimiento incluye, entre otras cosas, el cambio de tramos de


tubería por corrosión y averías del mismo, cambios de revestimiento, reparación
de revestimiento y las obras civiles a las que haya lugar para la protección de la
tubería incluyendo también obras de geotecnia.

Cumplimento de estándares de calidad


Planos y diagramas operativos.
En la actualidad para que las compañías y/o empresas posean una buena
organización, atención al cliente, calidad de los productos, etc., es necesario el
cumplimiento con los requerimientos, métodos, estándares, reglas
y normas establecidas, para así poder mantener un alto grado de productividad y
qué ésta pueda participar en el gran mercado competitivo que tenemos hoy en día.
La experiencia ha demostrado que no es posible establecer estándares de
producción consistente, y justos, con el simple expediente de dar un vistazo a
un trabajo y luego apreciar el tiempo requerido para efectuarlo. Estos estándares
se logran a través de un estudio de tiempo, que es una técnica para establecer el
tiempo estándar concedido para realizar una tarea determinada. Esta técnica se
basa en la medición del contenido de trabajo, con la debida consideración a la
fatiga y los retrasos personales.

Bases operativas en redes de distribución


En las proximidades a los centros de consumo, los gasoductos de transporte
presentan derivaciones a las redes de distribución, que son un conjunto de
tuberías de menor diámetro y presión de diseño que lleva el gas natural hasta los
consumidores finales. Las estaciones de regulación y medida, situadas en los
nodos que unen la red de transporte y las redes de distribución, adaptan la presión
del caudal de gas en los gasoductos de transporte a la presión requerida en la red
de distribución.
Las redes de distribución se diseñan en forma de ramal (cada usuario tiene una
única línea de suministro o ramal) o de forma mallada (la red que suministra al
usuario está interconectada en varios puntos con el resto de la red de
distribución). El diseño mallado es más costoso, aunque ofrece mayor fiabilidad y
garantía de suministro en caso de averías.

La presión a la que se entrega el gas natural depende del tipo de cliente, variando
desde presiones relativas menores a 0,05 bares para los consumidores más
pequeños (los domésticos) hasta presiones superiores a 40 bares en las entregas
a los ciclos combinados y grandes consumidores industriales, que frecuentemente
se alimentan directamente desde el sistema de transporte.

Redes de distribución. Los gasoductos de transporte están conectados con las


redes de distribución, o conjunto de gasoductos con presión inferior a 16 bar que
llevan el gas natural hasta los consumidores finales. Los distribuidores son los
titulares de las instalaciones de distribución de gas natural y son los encargados
de construir, operar y mantener las redes y de permitir el acceso de terceros
(comercializadores y clientes cualificados) a sus redes a cambio del pago de los
peajes establecidos regulatoriamente. En la actualidad, cuatro grupos
empresariales.

Trabajo en cañería de polietileno


Las poliolefinas, principalmente los polietilenos, polipropilenos y sus copolímeros
constituyen el grupo más importante de los polímeros termoplásticos. Estos
materiales combinan una serie de propiedades como son una baja densidad,
estabilidad química y resistencia mecánica con una facilidad de procesado, que
les hacen idóneos en una gran variedad de aplicaciones. Su evolución en la última
década ha sido muy superior a la esperada, debido fundamentalmente, a los
continuos desarrollos en los procesos de polimerización y en los sistemas
catalíticos.

Dentro de la pequeña y mediana industria venezolana, los procesos de soldadura


en tuberías de polietileno, no tienen un procedimiento estipulado, en lo que se
refiere a normas, códigos o estándares, sino que se realiza de manera empírica.
La elaboración de un procedimiento escrito donde se describa de manera
secuencial las diferentes normas y recomendaciones, para la elaboración de estos
procedimientos, hacen posible que las personas dentro de este campo de trabajo
y con conocimientos en el área, puedan estar en capacidad de llevar a cabo
uniones térmicas de tuberías y accesorios con resultados exitosos.
Electrofusión
Existen dos métodos de electrofusión (encaje, solape), que no son más que otro
sistema de fusión convencional con la única diferencia que en la electrofusión se
le incorpora a la conexión una resistencia eléctrica que evita el uso del elemento
de calefacción externo.

Por lo tanto la diferencia principal entre la fusión de calor convencional y la


electrofusión es el método por el cual se aplica calor.

La conexión en su parte externa, trae dos terminales donde se conecta el voltaje


que provoca que la resistencia interna funda el material y produzca la fusión. En
este punto un sistema interno conectado al control de flujo eléctrico es
interrumpido eliminando la corriente eléctrica.

En Venezuela este tipo de conexiones son muy recientes y su aplicación se ha


dirigido a reparaciones, por su alto costo; ya que debe recordarse que éstos
accesorios no se fabrican en el país.

 Electrofusión a Solape.

Esta técnica involucra el acoplamiento por medio de fusión de un accesorio (silla),


que encaja en la superficie exterior de la tubería. La fuente de calor se localiza en
la superficie de fusión o base cóncava de la silla. La soldadura ocurre cuando los
materiales fundidos de los dos componentes fluyen y se enfrían por debajo de la
temperatura de fusión del material.

 Electrofusión a Encaje

. Esta técnica involucra la fusión por medio de calor de las tuberías con el
accesorio, encajando los extremos de dicha tubería en el accesorio de
electrofusión, durante un tiempo preestablecido.

Cuando la corriente eléctrica se aplica, la resistencia que se encuentra en el


interior de la conexión produce calor y funde la superficie interna del accesorio con
la externa de la tubería. El polietileno fundido de los dos componentes pasa a
formar una sola pieza
 Termofusión 
es un método de soldadura simple y rápido, para unir tubos de polietileno y sus
accesorios. La superficie de las partes que se van a unir se calientan a
temperatura de fusión y se unen por aplicación de presión, con acción mecánica o
hidráulica, de acuerdo al tamaño de la tubería y sin usar elementos adicionales de
unión.

Apropiada para la unión de tuberías de la misma relación ø / espesor, con


diámetros desde 32 mm hasta 630 mm.

Esta técnica produce una unión permanente y eficaz, y es económica.

Las superficies a soldar deben comprimirse contra el termoelemento con una


fuerza que es proporcional al diámetro de la tubería y luego se debe disminuir
hasta un valor determinado de presión, con el objeto de que las caras absorban el
calor necesario para la polifusión. Esta disminución provoca la formación de un
cordón regular alrededor de la circunferencia, que esta relacionado directamente
con el espesor del tubo.
Bibliografía

Silva,A, Gargando,E (2014) UDIO EXPERIMENTAL EN TUBERIAS DE


POLIETILENOhttp://saber.ucv.ve/bitstream/10872/18523/1/ESTUDIO%20DE
%20TUBERIAS%20PEAD%20CON%20MECANICA%20DE%20LA
%20FRACTURA.pdf

Maita,W (2017) Mantenimiento de Gasoducto,


https://es.scribd.com/document/256466602/Mantenimiento-de-Gasoducto

ENEERGIA Y SOCIEDA DISTRIBUCIÓN DE GAS NATURAL,


http://www.energiaysociedad.es/manenergia/3-6-distribucion-de-gas-natural/

REVINCA, C.A (Octubre, 2002) Procedimientos de Soldadura https://uploads-


ssl.webflow.com/5a4d50032076080001a8f2aa/5a6d067b513ec40001b714ae_fusi
on.pdf

También podría gustarte