Está en la página 1de 6

UMG. Centro Universitario de Coatepeque, Quetzaltenango, 06 de febrero del año 2021.

MÓDULO I. CAPÍTULO I.

PRINCIPIOS QUE DEBEN INSPIRAR AL DERECHO DE TRABAJO.

El derecho laboral debe ser formulado con un fin específico, el cual es mantener un armonioso intercambio en las
relaciones entre trabajadores empleadores. Debe procurar establecer un equilibrio que sea justo y aceptable para los dos
sectores que comparten el vínculo laboral.

Los principios son preceptos que rige el desenvolvimiento del derecho laboral, se les puede denominar también
fundamentos, características, condiciones, pero principios es considerado el más adecuado.

¿CUÁL ES LA FUNCIÓN DE LOS PRINCIPIOS LABORALES?: Para integrar la norma laboral en los casos no
previstos por ella, o sea que tiene efecto normativo.

¿EN QUÉ CASOS SE APLICAN LOS PRINCIPIOS?: En los casos no previstos por la ley se resolverá en primer
término conforme a ellos. Art. 15 C.T. y 103 CPRG.

De conformidad con la doctrina del Lic., Luis Fernández Molina, los principios modernos son:

1. Principio de Tutelaridad.
2. Principio Evolutivo.
3. Principio de Obligatoriedad.
4. Principio de Realismo.
5. Principio de Sencillez.
6. Principio del rendimiento o de la Buena Fe.
7. Principio de Aplicación decreciente
8. Principio de integración.
9. Principio Conciliatorio.

De conformidad con la ley y sentencias de la CC., los principios o características ideológicas del Derecho del Trabajo son:

a. Los indicados en el cuarto considerando del Código de Trabajo, comprendidos del inciso “a” hasta el “f”, y considerandos
quinto y sexto.
A continuación se desarrolla los principios modernos que señala la doctrina:

1. PRINCIPIO DE TUTELARIDAD.
Por este principio el Derecho de Trabajo compensa la desigualdad económica del trabajador frente al patrono,
otorgándoles una protección jurídica preferente.

Fundamento legal: Considerando cuarto del C.T inciso “a” y Art. 103 de la CPRG. Ej. Si no hay recibos de pago, la
palabra del trabajador se tiene como medio de prueba. En caso de conflicto, el patrono está obligado a presentar pruebas,
no el trabajador.

Este principio se manifiesta por medio del principio protectorio en virtud del cual se procura proteger al trabajador para
equilibrar sus debilidades frente a la superioridad económica del empleador, tiene como finalidad proteger la dignidad del
trabajador en su condición de persona humana, actúa como una directiva al legislador y es una directiva dirigida al juez
para interpretar la norma laboral.

1.1. RAZÓN DE SER DE LA TUTELARIDAD.

Una efectiva libertad de contratación presupone que cualquiera de los interesados puede aceptar o rechazar las
proposiciones de la otra parte; asume el derecho laboral que el trabajador no está en plena libertad de negociar, pues se
encuentra condicionado por muchos factores que lo compelen a aceptar las condiciones del empleador por precarias que
sean, Ej. Desempleo, inseguridad, precariedad, necesidades familiares,... La Tutelaridad. Trata de compensar la
desigualdad económica de estos (los trabajadores), otorgándoles una protección jurídica preferente. Procura restablecer un
equilibrio roto, entre las partes.

1.2. Evolución del concepto.

La situación en que los trabajadores se encontraban hace dos siglos, no es la misma que la actual, por lo que el
derecho en general ha ido adaptándose. Cabe señalar que en el campo colectivo, la Tutelaridad legal está perdiendo
preemiencia, ya que las organizaciones de los trabajadores pueden llegar a ser tan poderosas, que prescindan
prácticamente de la protección estatal. En algunos países los sindicatos son tan fuertes, que la contraparte patronal atiende
las negociaciones tomando en cuenta el poder que emana de la organización y como atendiendo a las normas laborales
protectoras. Como expresión de fuerza negociadora, son tan fuertes los sindicatos como las empresas. En varios países de
América Latina, existen tales federaciones laborales, que bajo una consigna pueden paralizar las actividades productivas
de toda una región, o aun del país entero.

1.3. APLICACIÓN DEL PRINCIPIO.

a) EN LAS PRESTACIONES EN LO INDIVIDUAL. Las jornadas laborales y las vacaciones anuales


remunerados, que resguardan la salud del trabajador mediante los descansos. La indemnización se estableció
para consolidar a los trabajadores en sus puestos, y disuade al patrono para no operar despidos directos sin
justificación. Los daños y perjuicios procuran el pago inmediato de la indemnización. El aguinaldo y bono 14
que son recursos de gran utilidad que salvaguarda las posibilidades financieras del trabajador. La maternidad
que amparan a la madre y su criatura.

b) EN LO COLECTIVO: a) En el Derecho Colectivo, el desarrollo de las asociaciones profesionales, el régimen


de huelga y de contratación colectiva. Las mejoras laborales. b)

c) EN MATERIA PROCESAL O ADJETIVAS: Cabe destacar:

a. El impulso de oficio. Art. 321 C.T. En virtud del llamado impulso de oficio, el juez viene a ser una
especie de asesor del trabajador en cuanto a gestionar lo correspondiente, aunque el actor no las
hubiere pedido; por lo mismo, la caducidad no puede prosperar en los juicios ordinarios laborales.

b. No es necesaria la intervención de asesor (Artículo 321);


c. inversión de la carga de la prueba: Ej. La prueba de la existencia del contrato art. 30 C.T. y la
causal de despido que el patrono debe probar ante de los Tribunales de Trabajo, art., 78; 332 inciso
“e” norma no aplicable al trabajador. (3 excepciones de ésta regla: Las horas extraordinarias art., 121
C.T., las ventajas económicas art. 90 C.T. y la relación laboral art., 19 del C.T.).

d. la declaración de confeso (Artículo 358). en cuanto a que se debe dictar sentencia en contra del
patrono aunque no se hubiere sido ofrecida la prueba de confesión judicial del demandado en juicios
de despido injusto.

e. Demandas defectuosas. Art. 334, el juez no la rechaza, el juzgador debe señalar al actor que los
subsane.

f. PRESUNCIONES. Art. 137. C.T. Vacaciones.

1.4. IRRENUNCIABILIDAD. Art. 106 CPRG.

Bajo la premisa de que el trabajador, ya por necesidad o por presión del empleador pueda renunciar a garantías
mínimas con tal de obtener un trabajo, aunque el trabajador haya firmado un documento renunciando a derechos o
aceptando derechos menores a los que le corresponde, mantiene el derecho de reclamar aquellos.

Para una corriente laboralista, los finiquitos no tienen un valor absoluto, pues aunque contengan la intención del
trabajador de poner fin a cualquier reclamo, si se prueba que no se incluyeron los derechos a cabalidad, el trabajador
mantiene la acción a pesar del finiquito.

Básicamente en el Artículo 102, está el listado de derechos elementales mínimos que serían los irrenunciables. A
contrario sentido, los que superan al mínimo no tienen esa misma categoría.

1.5. DERECHO POSITIVO.

En el concepto general de las normas laborales vigentes, empezando por el Código de Trabajo, se manifiesta este
proteccionismo laboral.

Pero existen algunas normas que en forma explícita declaran esa preferencia por el trabajador. Carta Magna, Artículo
103, tutelares para los trabajadores. 106, se interpretaran en el sentido más favorable para los trabajadores.

En cuando al Código de Trabajo, el Artículo 15, se deben resolver.

17 del Código de Trabajo, para los afectos de interpretar, se debe tomar en cuenta, fundamentalmente, el interés de
los trabajadores en armonía con la convivencia social.

1.6. DERECHO DE CLASE.

Que el Derecho Laboral es un derecho de la clase trabajadora. Se otorgan derechos pero también se imponen
obligaciones. El Derecho Laboral otorga beneficios a los trabajadores, pero también les impone obligaciones.
Consecuentemente otorga derechos a los empleadores.

Por otra parte, el concepto de clase trabajadora, no es preciso. Se percibe su referencia al grupo social mayoritario
que no tiene otros medios de sobrevivencia que su trabajo.

Nuestra legislación laboral no recoge ni define el término de clase trabajadora. En varios pasajes de la Ley
Orgánica del Instituto Guatemalteco de Seguridad Social, aparece el término la clase trabajadora; pero fuera de esta
mención, el término no aparece en nuestro horizonte legal.
En los considerandos del Código puede leerse como parámetro la estricta conformidad con las posibilidades de cada
empresa patronal (considerando b), y más adelante se refieren a los intereses justos de los patronos (considerando f); 20;
60, Literal ñ), del Artículo 102 de la Carta Magna. Artículo 20 del Código de Trabajo

1.8. ¿A QUIÉN PROTEGE?

Empleador, es aquella persona que contrata otras personas para que trabajasen; implica pues un vínculo legal con un
subordinado; trabajador puede ser la persona que pertenece a la clase trabajadora, que no cuenta con medios propios de
subsistencia o bien que tiene una vinculación con un empleador.

2. PRINCIPIO EVOLUTIVO
El Derecho Laboral se encuentra en constante movimiento, adaptado a las circunstancias cambiantes, en protección del
trabajador. Por ello se dice que el derecho laboral es derecho inconcluso.

FUNDAMENTO LEGAL: Art. 102: “… Son derechos sociales mínimos que fundamentan la legislación del trabajo y la
actividad de los tribunales y autoridades...” y 106: “… susceptibles de ser superados a través de la contratación
individual o colectiva…”, CPRG. Cuarto considerando “b” del C.T. “… y llamadas a desarrollarse posteriormente en
forma dinámica”.

Características de éste principio:

a) BENEFICIOS CONSTANTES. Los cambios significan mejoras para los trabajadores. Nuestra constitución
establece que las leyes laborales están llamadas a superarse por medio de la negociación individual colectiva, se
repite en los considerandos del Código de Trabajo: un mínimo de garantías sociales (…) llamadas a
desarrollarse posteriormente en forma dinámica.
b) DERECHO INCONCLUSO. Nunca está terminado. El derecho laboral cambia y avanza en una misma
dirección: la del beneficio de los trabajadores. Ej. En la negociación colectiva, en las concesiones del
empleador, en las costumbres que se implementen, en las interpretaciones judiciales. En muchos aspectos las
normas del Código de Trabajo caen en desuso al ser superadas por otras que otorgue el patrono, que acuerden
vía negociación o que imponga la costumbre. Ej. Cada fin de año le mandan de Estados Unidos ropa, calzados,
etc. La entrega juguetes a los hijos o hijas de sus empleados menores de siete años. Para su cumpleaños le
entregan un vale por Q 1,000.00 para cambiar en determinados supermercados.
c) DERECHOS MÍNIMOS. Art. 102 CPRG. Las condiciones de trabajo nunca podrán ser inferiores a las
estipuladas en la ley. La ley reconoce catorce salarios anuales.
d) MÁXIMOS EN VEZ DE MÍNIMOS: En algunos pasajes el mínimo debe interpretarse en sentido inverso Ej.
Las jornadas de trabajo.
e) DERECHOS DEL EMPLEADOR. La legislación laboral contempla también la posición de los empleadores.
Derechos de despedir con causa justificada al trabajador art. 77 C.T., en éste caso el trabajador no tiene
derecho a pago de indemnización, daños y perjuicios, y costas judiciales reclamadas, sino el pago de sus
prestaciones irrenunciables; derecho de recibir el preaviso por parte del trabajador; derecho de exigir el
cumplimiento de las formalidades previas a una huelga y de despedir a los trabajadores holgantes en caso de una
huelga ilegal. Art.
f) MAYOR COBERTURA, o Teoría Integral del derecho de trabajo: Pretende incluir a los trabajadores del
Estado, regulados por un estatuto especial, que es la Ley de Servicio Civil.
Debe proteger cualquier relación que se enmarque dentro de la subordinación. Debe incluir por ejemplo: A los
deportistas, actores de teatro, transporte marítimo, de aviación, etc.

3. PRINCIPIO DE OBLIGATORIEDAD.
Impone que el derecho de trabajo es de aplicación forzosa en cuanto al cumplimiento de las prestaciones mínimas que
conceda la ley. Por éste principio el Derecho Laboral debe ser aplicado en forma coercitiva. El derecho laboral debe
intervenir en forma coercitiva dentro de las relaciones de un empleador con un trabajador. Por ello se han establecidos los
Tribunales de Trabajo y Previsión Social, para aplicar coercitivamente sus resoluciones. Art. 103 último párrafo
“Jurisdicción privativa”.

Fundamento legal: 4to Considerando inciso “C” del C.T. y art., de la CPRG antes citado.

En mi opinión personal considero que el Derecho de Trabajo es un derecho necesario porque existen desigualdades de
orden económico-social entre las partes.

a) IRRENUNCIABILIDAD. La imperatividad de las normas laborales se deben entender aun frente, o en contra,
del mismo trabajador. Aunque el trabajador renuncie a algún derecho laboral, dicha renuncia deviene nula. Ej. E los
finiquitos laboral
Fundamento legal: Art. 106. CPRG. Indubio pro operario. La duda favorece al trabajador. Ej el caso de una riña en el
lugar de trabajo cuando no resulta probado quien la provocó, para declarar con o sin lugar una demanda de despido
directo justificado o injustificado.
b) REGULACIÓN DE ASPECTOS PERIFÉRICOS. Sostienen algunos estudiosos de la materia, que el
Derecho Laboral debe regular aspectos puramente generales y periféricos de las relaciones laborales, sin entrar a
detalles particularizados de cada contrato. El Derecho de Trabajo debe establecer un marco general de la relación
laboral, pero sin pretender regular todos los detalles de esa relación. Está bien que se establezcan mínimos, pero
dejando que sean las partes, a través de las negociaciones colectivas, las que vayan fijando los pormenores del
contrato. Ej quien fija el salario mínimo. Segundo párrafo del Art. 105 del C.T. La comisión paritaria de salarios
mínimos lo integra 2 patronos, 2 trabajadores y 1 inspector de trabajo.

4. PRINCIPIO DE REALISMO, (Principio de la: PRIMACÍA DE LA REALIDAD


en otros países)
Por éste principio se trata de armonizar los intereses obrero-patronales con los de la aplicación de la justicia para
beneficio del asalariado. Ej la fijación del salario mínimo no debe estar muy por encima del mercado optimizando el
recurso laboral de las empresas.

En otro orden de ideas este principio otorga prioridad a los hechos, es decir a lo que efectivamente ha ocurrido en la
realidad, sobre las formas o apariencias o lo que las partes han convenido. Ejs. Simulación de contratos, finiquitos,
preponderancia de la relación de trabajo sobre el contrato individual de trabajo art. 19 C.T.

En el 4to considerando inciso “d” del Código de Trabajo, se define el Derecho Laboral como Realista y objetivo. Es
REALISTA porque estudia al individuo en su realidad social y considera que para resolver un caso determinado a base
de una bien entendida equidad, es indispensable enfocar ante todo la posición económica de las partes. Es OBJETIVO
porque su tendencia es la de resolver los diversos problemas que con motivo de su aplicación surjan, con criterio social y
a base de hechos concretos y tangibles.

Fundamento constitucional artículo 103 CPRG, refiriéndose a la tutelaridad en la frase que dice: “…atenderán a todos
los factores económicos y sociales pertinentes. …”

5. PRINCIPIO DE SENCILLEZ. 5 considerando del C.T.


Este principio indica que el derecho laboral debe formularse en términos sencillos, de fácil aplicación y asimilación.
Este principio se materializa con mayor relevancia en el Derecho Procesal de Trabajo, en donde se invoca constantemente
su vocación no formalista en beneficio de esa gran mayoría laboral.

No es una disciplina “anti-formalista”. Algunos tratadistas con el cual me uno el derecho laboral es poco formalista y
no antiformalista, porque está dentro del mundo jurídico por lo que no debe obviarse su sustentación jurídica ni de los
requisitos formales básicos.

6. PRINCIPIO DEL RENDIMIENTO O DE LA BUENA FE.


Este principio es un postulado moral y jurídico que se invoca en materia civil (art. 1519) y mercantil (En sus principios
filosóficos), en lo laboral obliga a las partes de realizar el máximo esfuerzo en aumentar, acrecentar e impulsar la
producción nacional, en cuanto dependa de la empresa. El rendimiento estimula o premia la productividad, calidad,
velocidad de la producción, etc.

7. PRINCIPIO DE APLICACIÓN DECRECIENTE


El Derecho Laboral debe encausarse hacia los más débiles de la relación laboral. En función de la mayor remuneración
percibida por el trabajador.

Ej., que un conserje devengue más de lo que devenga un juez de paz, por lo que no se aplican las reglas protectorias,
porque su posición frente a su empleador es mucho más sólida que la de un trabajador que percibe un salario mínimo o
cercano a éste que son la mayoría.

Actividad: 1. ¿Qué sector laboral necesitan más de la protección laboral? 2. ¿Cómo se llama el principio que indica que
la protección laboral nació para amparar al necesitado?

8. PRINCIPIO DE INTEGRACIÓN.
El asalariado al disponerse a trabajar tiene en mente el salario que habrá de recibir a cambio, para satisfacer sus
necesidades inmediatas, pero, desde la perspectiva social, ello no genera suficiente equilibrio, por ello también necesita un
resguardo que de alguna forma le brinde confianza de que con su trabajo podrá mantenerse, razón por la que surge esa
conexión entre el salario con otras figuras laborales, como derivado o producto de esa acción cotidiana, tales conexiones
son: El sétimo día, vacaciones, asuetos pagados, agüinaldo, bono 14, etc.

9. PRINCIPIO CONCILIATORIO.
6to considerando C.T. y Art. 103 de la Carta Magna.

Por este principio no se pretende ahondar en las diferencias, sino destacar las coincidencias, o sea los puntos de
convergencia de intereses.

Nuestra Constitución y nuestro Código de Trabajo invocan una mayor armonía social; Ej. (Arts., 17; 274 del C.T.) Art.
340 2do párrafo del C.T. “El juez procurará avenir a las partes, proponiéndoles fórmulas ecuánimes de conciliación…” O
sea es una fase obligatoria del juicio ordinario laboral. No así el civil.

También podría gustarte