Está en la página 1de 3

EL LAZARILLO DE TORMES Y EL QUIJOTE

1.- EL LAZARILLO DE TORMES

En 1554 se publica la Vida de Lazrillo de Tormes, una obra anónima, aunque atribuida a vaios
escritores, que sirvió de modelo para novela picaresca. Esta novela picaresca se opone a la novela
de caballerías. Los héroes de los libros de caballerías tenían un origen aristocrático, eran un ejemplo
de cualidades para las personas y buscaban grandes ideales: el amor, la r3eligión, el honor… Por el
contrario, el pícaro es un antihéroe: nace en el deshonor y en la miseria, engaña y roba para
sobrevivir y es un antihéroe, engaña y roba para sobrevivir y es materialista; renuncia al honor y al
amor y sólo aspira al bienestar material, para evitar el hambre y la pobreza.

Lázaro de Tormes es un niño humilde, hijo de un padre ladrón y de una madre poco honesta;
para huir de la miseria sirve a diversos amos: un ciego cruel, un clérigo avaro, un escudero pobre y
un bulero (vendedor de bulas1) que engaña a los fieles. Acaba siendo pregonero de Toledo y se casa
con la criada de un arcipreste, sobre la que circulan rumores maliciosos.

El autor de El Lazarillo no embellece la realidad, sino que la describe con realismo, e incluso
la ridiculiza. La obra es en realidad una sátira y una crítica de la España del siglo XVI: una sociedad
empobrecida en la que era frecuente la mendicidad, el fraude y la hipocresía religiosa.

El Lazarillo es una obra dividida en siete capítulos, donde el tema del honor es el tema
principal. Lázaro se esfuerza por aparentar ser un hombre honrado y próspero. Sin embargo, sabe
que nunca alcanzará la verdadera honra porque está marcado por un origen deshonroso que es
imposible cambiar. En el capítulo III, Lázaro sirve a un hidalgo que vive en la más completa
miseria, pero que se esfuerza en aparentar todo lo contrario,

Y caminaba con tan gentil semblante y continente, que quien no le conociera creyera ser
pariente del conde Arcos. ¿Quién pensara que aquel hombre pasó ayer todo el día sin comer otra
cosa que un mendrugo de pan que su criado Lázaro le trajo? ¡Oh, Señor, y cuántos de aquéstos
debéis Vos tener por todo el mundo derramados, que padecen por la negra que llaman honra, lo
que por Vos no sufrirán!
El Lazarillo de Tormes

1
Bula: documento pontificio relativo a materia de fe o de interés general, concesión de gracias o privilegios o asuntos
judiciales o administrativos, expedido por la Cancillerías Apostólica y autorizado por el sello de su nombre u otro
parecido estampado con tinta roja.
En este tiempo vino al mesón un ciego, el cual, pareciéndole que yo servía para guiarle, me
pidió a mi madre, y ella me encomendó a él, diciéndole como era hijo de un buen hombre, el cual
por ensalzar la fe, había muerto en la de los Gelves2, y que ella confiaba en Dios no saldría peor
hombre que mi padre, y que le rogaba me tratase bien y mirase por mi, pues era huérfano.
Él le respondió que así lo haría, y que me recibía no por mozo sino por hijo. Y así le comencé
a servir y guiar a mi nuevo y viejo amo.
Como estuvimos en Salamanca algunos días, pareciéndole a mi amo que no era la ganancia a
su contento, determinó irse de allí; y cuando nos hubimos de partir, yo fui a ver a mi madre, y
ambos llorando, me dio su bendición y dijo:
- Hijo, ya sé que no te veré más. Procura ser bueno, y Dios te guíe. Te he criado y con buen
amo te he puesto: válete por ti3.
Y así me fui para mi amo, que esperándome estaba.
Salimos de Salamanca, y llegando al puente, está a la entrada un animal de piedra, que casi
tiene forma de toro, y el ciego mandóme que llegase cerca del animal, y allí puesto, me dijo:
- Lázaro, llega el oído a este toro, y oirás gran ruido dentro de él.
Yo simplemente llegué, creyendo ser así; y como sintió que tenía la cabeza par de la piedra,
afirmó recio la mano y diome una gran calabazada en el diablo del toro, que más de tres días me
duró el dolor de la cornada, y díjome:
- Necio, aprende, que el mozo del ciego un punto ha de saber más que el diablo.
Y rió mucho la burla.
Parecióme que en aquel instante desperté de la simpleza en que como niño dormido estaba.
Dije entre mí: "Verdad dice éste, que me cumple avivar4 el ojo y avisar, pues solo voy, y pensar
cómo me sepa valer."
Comenzamos nuestro camino, y en muy pocos días me mostró jerigonza, y me decía:
- Yo oro ni plata no te lo puedo dar, mas avisos para vivir muchos te mostrare.
Y fue así, que después de Dios, éste me dio la vida, y siendo ciego me alumbró y adiestró en
la carrera de vivir.
El Lazarillo de Tormes

Actividades.-
1.- En los textos anteriores, se aprecia ya que Lázaro es un antihéroe. Copia las oraciones que
te indiquen esta situación.
2.- ¿Cómo es el carácter del ciego?
3.- ¿Qué aprende Lázaro del golpe que recibe contra la piedra?
4.- ¿Qué enseñanza adquiere Lázaro del ciego en este episodio?
5.- Divide el texto en tres partes: presentación, nudo y desenlace.

2
Gelves: el padre de Lázaro en realidad fue condenado por ladrón a servir a un caballero que participó en la batalla de
los Gelves, y allí murió.
3
Válete por ti: defiéndete y gánate la vida por ti mismo.
4
Avivar el ojo y avisar: tener astucia.
2.- EL QUIJOTE

2.1.- Su autor: Miguel de Cervantes (1547-1616)

Nació en Alcalá de Henares (1547). Vivió en Madrid gran parte de su vida. Participó en la
batalla de Lepanto, que le dejó inválida su mano izquierda. Durante su regreso desde Nápoles, su
barco fue apresado por piratas y permaneció en cautiverio en Argel.
Cuando regresó a Madrid, cinco años después, escribió comedias sin importancia.
En 1605 publica la primera parte de Don Quijote. En los últimos años de su vida publica las
Novelas ejemplares (1613), la segunda parte de Don Quijote (1615) y buena parte de sus
entremeses. Acabó la novela bizantina Los trabajos de Persiles y Segismunda pocos días antes de3
su muerte, que ocurrió el 23 de abril de 1616, el mismo día en que en Inglaterra moría William
Shakespeare. Por eso el Día del Libro se celebra en esta fecha, en honor a estos dos grandes
escritores.

2.2.- Don Quijote de la Mancha

La novela El ingenioso hidalgo Don Quijote de la Mancha, escrita por Miguel de Cervantes,
se considera la obra principal de la literatura castellana y una de las principales obras de la literatura
en todo el mundo.
En la primera parte, el hidalgo manchego Alonso Quijano pierde el juicio con las lecturas de
los libros de caballería e intenta imitar las hazañas de estos nobles. Para ello, adopta el nombre de
don Quijote de la Mancha y emprende sus aventuras: en la primera salida, solo, encuentra a un
labrador, Sancho Panza, a quien ha prometido el gobierno de una isla. Don Quijote transforma la
realidad en episodios histórico-legendarios, provoca disparatadas aventuras, como la de los molinos.
Finalmente, su familia, con ayuda del cura y del barbero, consigue, mediante engaños, llevarlo de
vuelta a casa.
En la segunda parte, Don Quijote cree que Dulcinea está encantada y ha sido transformada en
una tosca labradora. Desmoralizado, busca inútilmente desencantarla. Se hospedan en el palacio de
unos duques que se divierten con ellos en varias aventuras. Sancho, por poco tiempo, consigue ser
“gobernador” de la ínsula prometida. Viajan a Barcelona, donde don Quijote es derrotado por el
caballero de la Blanca Luna (en realidad, es el bachiller Sansón Carrasco, vecino del pueblo). En su
aldea, desilusionado y vencido, don Quijote recobra la razón y muere con serenidad.