Está en la página 1de 2

Colegio La Salle – Santander.

Bloque 03_03

Compara los imperios territoriales de Carlos I y el de Felipe II, y explica los diferentes
problemas que acarrearon
• Carlos I, nieto de los Reyes Católicos, hijo de Juana la Loca y Felipe el Hermoso, llega a
España en 1517. Las cortes de Castilla y de Aragón recibieron con recelo al rey. Es elegido
emperador en 1520.
 Por vía materna asumió las coronas de Castilla (incluidas Granada, Navarra y Canarias) y
de Aragón con las posesiones en Italia (Nápoles, Cerdeña y Sicilia); las plazas del norte de
África y las posesiones en América; y tenía los derechos sucesorios a los tronos inglés y
portugués.
 De su padre obtuvo Flandes, el Franco Condado, Charolais y Luxemburgo; además se situó
en la línea sucesoria al Sacro Imperio Romano Germánico.
Internamente, Afronta problemas internos en la comunidades y germanías.
En política exterior, Carlos V se dedicó preferentemente a defender el ideal de Universitas
Christiana: la autoridad imperial, por encima de los reyes de la cristiandad, está obligada a
defender la religión católica. Ello le llevó a luchar contra enemigos:
1. Contra la reforma protestante (Martín Lutero, 1517): tuvo éxitos (victoria de Mülhberg)
pero también una importante derrota cristalizada en la paz de Augsburgo (1555), por la
que cada príncipe alemán establecerá la religión en su estado. Quedó así rota la unidad
católica del imperio.
2. Los piratas berberiscos, liderados por Barbarroja, amenazaban el comercio mediterráneo.
La armada imperial toma Túnez y obligó a Barbarroja a huir, pero no ocupan Argel.
3. Francisco I, rey de Francia, fue derrotado en Pavía. En la paz de Cambrais (1529),
Francisco renuncia a Italia y Carlos V a Borgoña. El Papa ratifica a Carlos como emperador.
• Carlos I abdica en 1556 y se retira al monasterio de Yuste.
 Dejó a su hermano Fernando la corona imperial y el reino de Austria.
 Su hijo Felipe heredó las coronas de Castilla y Aragón con sus colonias, más las
posesiones en Italia, el Franco-condado y los Países Bajos.
• Pero Felipe II heredó de su padre también una situación política conflictiva, por la defensa del
catolicismo y la lucha por la hegemonía europea.
En política exterior, los principales problemas son:
1. Las relaciones con Francia seguían complicadas por las posesiones italianas (Milán y
Nápoles). Enrique II, derrotado en San Quintín (1557) y Gravelinas (1558), firmó la Paz
de Cateau-Cambrésis (1559) con España y Felipe II se casó con su hija, Isabel de Valois.
2. Los turcos seguían amenazando la navegación y el comercio por el Mediterráneo. Don
Juan de Austria, hermanastro de Felipe II, al frente de la Armada organizada por la Santa
Liga (Papado, Venecia y la Monarquía Católica), los venció en la batalla de Lepanto
(1571).
3. En los Países Bajos se mezclaban temas religiosos (protestantismo), políticos (autonomía
política) y económicos (venta de lana). Felipe II envía al Duque de Alba. Los sublevados, a
pesar de la ayuda de protestantes alemanes, hugonotes e Inglaterra, son derrotados.
a. Pero la rebelión acabará con la independencia de las siete Provincias Unidas:
i. Holanda, protestante, será un Estado independiente
ii. el sur, católico, seguirá fiel a España.
4. Las relaciones con Inglaterra chocaron a raíz de la muerte de María I (María Tudor),
segunda esposa de Felipe II y porque su sucesora, Isabel I, anglicana, prestaba ayuda a
los rebeldes de los Países Bajos y favorecía a los piratas. La hostilidad concluyó con la
derrota de la Armada Invencible (1588).
5. Francia, tras la muerte de Enrique II, vive sacudida por guerras y enfrentamientos internos,
con conflictos religiosos entre católicos y calvinistas (hugonotes) y Felipe II intervino
constantemente en apoyo de los primeros.
Colegio La Salle – Santander. Bloque 03_03

Pero no todo fueron conflictos. Felipe II accedió al trono portugués al morir sin sucesión don
Sebastián, rey de Portugal. Añade así a su imperio las posesiones portuguesas de Brasil, África
y Asia aunque Portugal siguió manteniendo sus leyes e instituciones propias.