Está en la página 1de 70

I~ ~ ~ , ~ ,

111111111111111111
0006328 DE C0NSTRUCCIONES EN

~
M E~A
Nº10 • va.u
SNm\OO
. Nº1.lla EDICION NOVIEMBRE 199
• CH

c-ls

INFOR

Q~~J CORFO
_ _. . . . . . cal """"""'" CE """"'"
CE LA """"""'"
INSTITUTO FORESTAL CORPORACION DE FOMENTO DE LA PRODUCCION
Dlvlal6n Industrias G.r....cl. de O_rrollo

DlrLloTECA
INS 1II u T...; Fu;:ESTAL

MANUAL N. 10
2a Edlcl6n

Volum.n Na 1

11 A I U A L
D E
COISTRUCCIOIES El lADERA

SANTIAGO - CHILE
NovI.mbr., 1991
PROl060

El presente Ma,..al es una revisión y actualización del M!


ooal de Construcciones en Madera publicado en 1978 por InsU tuto Forestal. E~
ta actuall zaclón ha sido realizada por la DI visión Industrias del InsU tutoF2.
restal, con el patrocinio de la Gerencia de Desarrollo de la Corporación de F2.
lEnto de la Produccl6n.

La estructura que se le ha dado al Manual es en 10 Fascfc~


los. los que cubren: Estructura y Propiedades de la lllldera. Usos y Productos.
Diseno, Secado, Vida en servicio, Nor'lllllzaclón, Alslaclones, Slstellas constru~
Uvos, Madera IUl1nada y un Glosarlo de Ul'lI1nos relativos a las construcci2.
nes en _dera.

En la realización de este estudio participO el Ingeniero


Civil Sr. Vicente A. Pilrez Galaz; con la colaboración del Ingeniero Civil s~
Ilor Vfctor Carvallo A. en la preparación del Fascfculo 6. Los dibujos técnl
cos fueron realizados por el Dibujante Sr. Rodolfo Pilrez P. y la labor de ~
cretarfa fue realizada por la Secretaria Sra. Margarita Martfnez S.

La dirección y coordinación del estudio por parte de ClllFO


estuvo a cargo del Ingeniero Forestal Sr. Roy Itltherspoon SChrader.
TAlLA DE eOITEIIDO

1. 1WlERA. ESTRUCTURA Y PR(JIIEDAIlES

1.1 Clasificación BotAnlca


1.2 Estructura de la Madera
1.3 Propiedades Frslcas
1.4 Propiedades Mec~nlcas

2. USOS Y PRCDUCTOS

t:!.)~ Clasificación de la Madera


2.2·, Defectos de la Madera
2.3 Niveles o Categorras de Defectos
W Elaboración de NoI"lllllS de Clasl flcaclÓn
'2 .~, Maderas COIIIercl ales
2.6 Uso en la Construcción
2.7 Dimensiones y Perfiles
2.8 Maderas Reconstituidas

3. lN6ENIERIA

3.1 Tensiones
3.2 DI.enslonannento de Piezas Estructurales de Madera Aserrada y/o
Cepillada •
3.3 DI-enslonalñento de Piezas Estructurales de sección Transversal
Ci rcular.
3.4 Dimenslonaldento de Estructuras Especiales
3.S Uniones en la Madera Estructural

4. SECADO

-----:t- lntroduccl6n
Razones para secar Madera
'---~~ La H~ad en la Madera
.... .....4.4 El secado de la Madera
-- 4.5 Contracci ones e Hi nchalñ ento
4.6 ~d de Equilibrio y Contenido de ~d de la Madera en
servicio.
4.7 Gradiente de HUledad
4.8 Tensiones de secado
4.9 Defectos de Secado y Modo de Evl tarlos
4.10 M4!todos de Secado
4.11 selección del ""todode secado
4.12 Protección en ~ra de la Madera seca

S. YIDA EN SERYICIO

"--- S.1 Agentes Destructores de 1a Madera


_S.2 Durabi lielad Natural de la Madera
S.3 Protecci6n de 11 Madera
S.4 Te"'¡/IIciOllts. Plnturls y IlImices
6. NlJlIW.1 ZAC1(Jj

6.1 Normas
6.2 Elaboraci6n de NOnlas
6.3 Procedimiento Normal
6.4 Importancia de las Normas
6.5 Uso y Aplicaci6n
6.6 NOmina de Normas Relacionadas con la Construcci6n en Madera

7• Al SI.AC IlJIES

7.1 Aislaci6n AcOstica


7.2 Aislaci6n Ténlica
7.3 Aislaci6n Contra la Hunedad
7.4 Consideraciones Generales para el Diseno de Edificios

8. SISTEMAS ClIlSTRlICT1YOS y OTROS El.fIEIITOS EN IWlERA

8.1 Si s~s Constructi vos


8.2 Otros EI_ntos en Madera

9. lWlERA L.AM11WlA

9.1 Generalidades
9.2 Fabrl'CIcl6n
9.3 DI sellO

10. 6L0SAIl10
8'nLIOT~CA
INS 1 • 1 v Tv r '-' l. -0,,..,l

MADBRA. BS~RUC~URA y PROPIBDADBS

- CLA8lFICAClON BOTANICA
- ESTRUCTURA DE LA ......DERA
- PROPIEDADES FISlCAS
- PROPIEDADES MECANlCAS
1111 CE

P4gina

1• 1WlERA. ESTlIlCTURA Y PRCJ' IEDMlES .. 1 - 3

1.1 Clasificación BoUnlca •••••..•••..•....•......•••••••••••••••••••...••.....•... 1 • 3


1.1.1 NoItlre Científico .. 1 - 3
1.1.2 Conrferas y Latl folladas .. 1 • 3

1.2 Estructura de la ~dera . 1- 3


1.3 Propiedades Frslcas •••••••.•••..•••..••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••.•. 1 - 8
1.3.1 Contenido de ~ad .••••••••••••••.••••••••.•••.•••••.••••••••••.•.• 1 - 8
1.3.2 Densidad . 1 - 9
a. Densidad anhidra •••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••.• 1 - 9
b. Densidad no 1 .. 1 - 9
c. Densidad b&slca ••••••••••••.•••....••..•••.•••••••••••••••••.•••.. 1 - 9
d. Densidad no-Inal .. 1 - 9
e. Densidad de referencia .. 1 - 9
1.3.3 Contracciones y Expansiones . - 11
1.3.3.1 Variaciones DllIM!nslonales . - 13
1.3.3.2 Variaciones de las Contracciones .. - 13
1.3.4 Propiedades Elktrlcas . 1 - 14
1.3.5 Propiedades Acdstlcas . 1 - 14
1.3.6 Propiedades nl'1lllcas . 1 - 15
a. Conductividad . - 15
b. Calor especrfl co de la ..dera . - 15
c. Dilatación UI"III ca . - 16
1.4 Propiedades folec.tnlcas . • 16
1.4.1 Introducción . 1 - 16
1.4.2 Generalidades .. 1 • 17
a. "-streo de los 4rboles .. 1 - 18
b• Probetas •••••••••••••••••••••.•.•••••••••••••••••••••.•••••••••••.• 1 - 18
c. Ml!todos de ensayo .. 1 - 18
d. Ensayos ••••.•••••..•••••.•..••..••..•.•.••••••••••.•••.••••••••.•••. 1 - 18
1.4.3 Factores que Afectan las Propiedades Mednlcas .. - 22
a. Defectos . 1 - 22
b. Densidad . 1 • 26
c. Contenl do de ~ad .. 1 - 26
d. TeIIIM!"atura .. 1 - 27
e. Al bura y dura..n . 1 - 27
f. TeIIIlOrada de corte . 1 -28
g. Tratall1ento de la Mdera . 1 - 28

1.4.4. Ag~lento de Especies ~dereras que Crecen en Chile segan


sus Propl edades IIednl cas .. -29
1-3

1• 1WlERA. ES1llUC1\M Y 1.1.2 Conrferas y Latifolladas


PlO'IEIlIUlES
Las especies forestales se clasifican
en dos grandes grupos: Latlfoliadas y Conr
1.1 ClasificaclOn BoUnica feras. -

Aan cuando las diferencias entre am


1.1.1 Nombre cientlfico oo.s grupos son de origen OOUnlco, existe
la creencia errOnea que esta clasificaclOn
puede ser aplicada al campo de las propie
La madera proviene de ~rboles que se dades flslcas y aec~nlcas. Este error de
pueden clasificar OOUnicallll!nte, asignando rlva probableaente de la denollllnaciOn iñ
un nombre cientlflco a la especie cuya -a glesa de aabos grupos: "Hardwood" (maderas
dera es de nuestro interés. Esto pel'lll te duras l. para las lat! folladas. y "SoftllOOd"
evl tar la confusiOn que surge del uso y (maderas blandas) para las conlferas. Es
abuso de los nonilres comunes. Un IlOIlbre te concepto no es aplicable en absoluto ¡-
cientlfico de una especie posee dos nom las especies forestales chilenas. pues exi s
bres. El primero describe el género al que ten conlferas con IIIl!jores propiedades lIii
pertenece, mientras que el segundo denota c~nlcas y flslcas que auchas latlfolladas7
la especie en s!. El conjunto de géneros y viceversa.
relacionados oot~nicamente entre sI constl
tuyen una fallilia. Estas dos palabras que Las conlferas corresponden a una cla
ident! fican una especie pertenecen al la slflcaciOn de orden superior, que abarca ¡-
tln. EjellPlo: El género HOTHOFAGUS estI aquellas especies cuyos frutos son estruc
integrado por varias especies. Cl*l Motilo turas llUllldas conos. aunque en algunas ca
fagus alpina (raull), Motllofagus oo.beyT
(coigUe), Mothofagus obliqua (roble). etc. nlferas esta estructura no es tan evideñ
te. Generalllll!nte sus hOj as poseen foma
de agujas o bien alargadas: por lo general
El IlOlIlbre clentlflco lleva adell4s in la Jlldera es resinosa. Sus estructuras flo
fonnaciOn sobre quien asignO un IIOIIbre ói rales son relatlvallll!nte simples y la fecuñ
do a una especie. EjetlPlo: Mothofagus ar daclOn es realizada cOllOl1IIl!nte por el vleñ
pina (POEPP El ElIOl.l ICIlASSER. - to o corrientes de aire.

En propiedad, el IIOIIbre clentlflco va Las latl folladas abarcan a lIIJchas es


subrayado. pecles cuya caracterlstlca principal es pO
seer hOj as anChas. aunque en esta c las I fi
caclOn entran especies de hOja angosta y
Existen diversas ventajas al utilizar alargada. Los frutos se clasifican en es
nonilres cientlflcos para individualizar la tructuras lII4s variadas. COllO nueces. bayas7
especie de una cierta .dera. etc. Las exudaciones en la mdera pueden
ser latex o glllIIS. La lIlIyor parte de las
Hay un solo IIOIIbre clentlflco, de uso especies que pierden regularaente la hOja
vigente, para cada especie .derera y. un en fo,.. estac lona 1 corresponden a este
indefinido nCIIero de IIOIIbres COMrclales o grupo. Las estructuras florales son gene
cOAalnes en uso para esa .1$. . .dera. En ralllll!nte IIls vistosas. COllO IIJChas especies
segundo lugar, a di ferencll de los IIOIIbres que son polinizadas por Insectos o aves,
comunes que. generalllll!l1te, nada Indican acer aunque otras tienen fOrJlls IIl4s simples de
ca de la madera, el nonilre clentlflco de pollnlzaclOn.
la especie, cuya madera es de interés, en
algo orienta. Ej~lo: los PINUS general
mente poseen fibra larga. Sin eaoargo, es
to no es absoluto. El punto quizh .as
portante es que el IIOIIbre clentlflco es eT
"i 1.2 Estructura de la Madera

..isllO en todos los parses y es Onlco. A travfs de sus hOjas los ~rboles ab
sorben del aire dl6x1do de carbono. y por
lledlo de sus ralces toaIIn agua y .Inerales
En la Tabla 1.1 se incluyen algunas del suelo. El agua y los .lllerales fo,..n
especies madereras comercia les, de uso co la savia. la cual asciende hacia las hOjas
rrlente en la construcciOn -o susceptibles y en ellas. lledllnte el fena.no dellOlllna
de serlo- con sus IIOIIbres clentrflcos y ~ do fotoslntesis. se cOllblna con el dlOXldO
lIIJnes. de carbono para fo,..r coapuestos Wslcos
1-4

TAIIlA 1.1. ESPECIES FORESTALES NATIVAS Y EXOTICAS EN CHILE.

ESPECIES NATIVAS

GENERO ESPECIE FAI4IL1A NOItlRE COMJN


~ Aextox Icon punctatum RI ET PAVON Aextoxicaceae olivillo, aceitunillo, tique.
" Amomyrtus hma (MOL.) LEGR. ET KAUS. Myrtaceae I urna, pa lo rnadro~o, cauchao.
AnlJmyrtus mell (PHIL.) LEGR. ET KAUS. Myrtaceae mel i.
Araucaria araucana (MOL.) C. KOCH Araucariaceae pino araucaria, pehuén, piñón.
v Austrocedrus chllensls (O.DON) FLORIN El
BOUTELJE Cupressaceae ciprés de la cordillera.
Cryptocarya alba (MOL.) LOOSER Lauraceae peumo.
Dasyphlllum dlacantholdes (LESS.) CABRE
AA - Coq>osltae trevo, palo santo.
Orimys confertlfolla PHIL. Winteraceae canelo de Juan Fern~ndez.
- OrilllYS wlnterl FORST Winteraceae canelo. fune, bolghe.
Drlmys wlnterl varo chllensls (OC)
A. GRAY Wlnteraceae canelo.
Orlmys winterl varo punctata (LAM.)
OC. Wi nteraceae canelo.
EJIIbothr i um cocclneLa FORST Proteaceae notru, notro, c i rue l I 110.
- Eucryphia cordl fol ia CAV. Eucryphlaceae ulmo. muermo. ngulngnao.
- Fltzroya cupressoldes (MOL.) JllHHSTOH Cupressaceae alerce. lahuén.
Kageneckla angustl folia O. DON Rosaceae olivillo.
Kageneckia cratecoldes O. DON Rosaceae huayo.
Kageneckla oblonga R. El PAV. Rosaceae bollén. huayo, guayo colorado.
Laurelia phlllppllna LOOSER q Monl.iaceae tepa. huahu~n, vauv~n.
~ Laurella sl!lllpervlrens (R. El PAV.)
TUL laurel, tlhue.
v Nothofagus alpina (POEPP ET ENOL.)
KRASSER Fagaceaea raull. reull.
Nothofagus antarctica FORST Fagaceaea ~Irre, guindo.
Nothofagus betuloldes (MIRB.) OERST Fagaceaea coigOe de Magallanes.
e Nothofagus doIIbeyl (MIAB.) OERST Fagaceaea colgOe.
Nothofagus glauca (PHIL.) KRASSER Fagaceaea roble del Maule, roble blanco.
Nothofagus leonl ESPtHOZA Fagaceaea hualo.
Nothofagus nltlda (PHIL.) KRASSER Fagaceaea coigOe de Chiloé, roble de
Chiloé.
" Nothofagus oblicua (MIRB.) OERST. Fagaceaea roble. pell In. hualle.
Nothofagus oblicua varo llIlIcrocarpa OC. Fagaceaea roble, roble de Santiago.
v Nothofagus plllll io (POEPP. EX ENDL.)
KRASSER Fagaceaea lenga. roble blanco.
~ Persea lingue MEES Lauraceae lingue.
v Pllgerodendrun uvlfera (O.OON) FLORIN Cupressaceae ciprés de Las Guaitecas.
v Podoca rpus nublgena L1NDL. Podocarpaceae manto -acho. hualtllahuén.
_ Podocarpus sallgna O. DON Podocarpaceae manlo de hojas largas, manto.
salix chllensls MOL. sallcaceae sauce amargo. sauce chIleno.
• saxegothaea conspicua L1NDL. Podocarpaceae manlo hembra.
TefIlJ cruckschanksll (HOOK. ET
ARN) BERG. Myrtaceae temO, palo colorado.
TefIlJ dlvarlcatum BERG. Myrtaceae temO, palo colorado.
ESPECIES EXOTICAS
Acacia capensls (L.) WILLO. Mlmosaceae acacia del Cabo.
Acacia dealbata LINK Mlmosaceae aromo del pals.
Acacia melanoxylon R. BR. Mlmosaceae aromo australiano.
Betula pendula ROm Betulaceae abedul.
Cupressus macrocarpa GORD. Cupressaceae ciprés macrocarpa.
(Contl nOa)
1-5

TA8l.A 1.1. (Continuacidn)

GENERO ESPECIE FAMILIA NOl'IlRE COItJN


Cupressus s~ervirens L. Cupressaceae ciprés sienprevivo.
Cupressus toruiosa O. DON Cupressaceae ciprés, ciprés del Himalaya.
Euca I iptus camaldulensls OEHMKAROT Myrtaceae euca I ipto.
Euca I i ptus globulus LABILL MyrtIceae eucalipto.
Eucaliptus viminal is L. Myrtaceae eucalipto.
Pínus mari tima OOR. ET MILL. Plnaceae pino lIarftimo.
Pinus ponderosa LAl/S Plnaceae pino.
Pinus radiata O. DON Plnaceae pino radiata.
Populus a Iba L. sallcaceae UalllO blanco.
Popu 1us nigra L. Sallcaceae alamo negro.
Popu 1us tremuloides L. Sallcaceae U alllO europeo.
Pseudotsuga menzíesií (MIRB.) FRANCO Pinaceae pino oreg6n.
Robinia pseudoacacla L. Papll tonaceae falsa acacta, acacia.
Sal ix babyloníca L. sa llcaceae sauce Ilordn.
sal IX viminalis L. Sal tcaceae sauce mlnilre.

de carbohldratos. Estos cCJllllUestos bajan central y de escasas cualidades mec~ni


por el caolbiulI, capa delgada ubicada deba caso
j o de la corteza, desde donde proveen dé
ali-ento a las células o fibras las cuales - Anillos de creclalenta: Anillos concén
constituyen el II!terlal lenoso de la "d!- trlcos a la llédula. presentes en especies
ra. donde las estaciones clllll6ticas son IIllIr
cldas. Cada anillo esU COllPutsto por
se cons Idera COllO II!dera a los tron una zona mas clara y otra ..as oscura. Re
cos, rallas y ralces de los ~rboles y arbus glstra el crecl.lento estacional y penaT
tos, desprov i stos de su corteza. - te en lIIJchis especies dete~lnar la edaa
mediante su recuento. Existen anillos
La Illldera es un ..terlal ol'96nlco. no falsos provocados por otras causas Que
hoaIl9éneo, COlljlUesto funda-ental..nte por las estacionales.
celulosa y llgnlna. La celulosa constltu
ye la estructura de las paredes celulares7 - COrteza: Capa exterior Que cuqlle una la
lIientras Que la Ilgnlna es el ..terlal II bar de proteccldn a agentes cllll4tlcos7
gante de las células entre sf. Las células patoldglcos. etc. Por lo general es f!
de la ..dera son huecas y en las confferas cll.nte distinguible del resto de la lIllI
tienen una longitud cOllPrendlda entre 3 a dera. -
5 • de longitud y O.OJO a 0,045 _ de es
pesor. En las latifolladas son bastante • Albura: Zona exterior de la IIllIdera. cons
,",s cortas. Aun cuando la ..yorh de las ti tulda por tej Ido vlYo. encargado de li
células se orientan vertlcal.nte en el ~r traslocacldn del agua con nutrientes ha
bol, algunas de ellas se encuentran dlstrT cla las hojas. COrresponde al xii... ae
buldas horlzontal..nte en for-. de radios tlvo y en IIIChas especies es dlstlnguT
en la seccldn transversal del arbolo Esta ble por tener un color I14s claro. aunque
estructura celular es, en gran llledlda, la a veces el color no es fndlce fiel del
responsable de las dtferentes respuestas xll_ activo.
estructurales dadas por la lIIlIdera. segOn
sea el sentido y caracterfstlcas de la so
licitacidn (anlsotropla). - - IU'_: Zona.s Mcla el Interior del
tronco. constituida por tejido sl.llar a
Al analizar a sl~le vista la seccldn la albura. pero Que esU Inactivo y ha
transversal de un tronco de un ~rbol. conf sufrido un proceso de deposltacldn de di
fera o latlfollada. es posible dlstlngul'i" versas sustancias en sus células. IIl11ii
sectores bien definidos. Ver Figura 1.1. do dur...nlzacl6n. COrresponde al xl re
.. Inactivo y en IlUCMS especies posee
- IlHula: T~ldo Inactivo en el arbol adul un color I14s oscuro. aunque el color no
too Que no"..llIll!nte ocupa una poSICI6ñ es slelPre fndlce fiel.
1-6

CORTEZA
INT Al

CORTEZA

ALBURA

Fl6URA 1.1. Corte transversal de un arbolo

La albura recibe el rlOlIIbre coman de - CilDI..: Taroién denominado Cambio. Se


"hualle", principalmente en referencia a encuentra adyacente al xllema y es el te
los NothOfagus (roble. colgíJe, rauJ[. len jldo generador de nuevas células. Hacia
ga. etc.). mientras Que el dural1ll!ll recibe el Interior del l~o se forman células
el nClIlIbre vulgar de "pe 11 In". Para conte xll~tlcas, mientras Que hacia la corte
nidos de humedad equivalentes las propledi za, células del floema. Constituye una
des mecanlcas de la albura y duralll!n no tie capa lIIlY delgada, dlflcllmente distingui
nen diferencias significativas y la madera ble a siMple vista. -
proveniente de amas zonas tienen pesos es
peclflcos similares. El duralll!ll pOsee ma - FloeIB o COrteza Interior: T~ido compren
yor resistencia a hongos e Insectos. debT dldo entre el carolo y la corteza. Sü
do a la presencia de depósitos de .terlas labor principal es tras locar la savia ela
tOxicas a estos agentes (durabilidad natu borada de las hojas haCia el resto Ce
ral). Sin erOOargo. si la .dera ha de ser los tej idos.
tratada, es preferible la presencia de al
bura, debido a Que el movimiento del pri!
servante es mejor Que en el duramen. confT - COrteza: Tej ido exterior de un tronco,
riendo mejor protecclOn. En general el dü cuya principal funclOn es de protecciOn.
ramen es mas oscuro Que la albura pero. eñ Tarolén tiene una zona camblal, donde se
algunas especies esta diferencia de color producen las células Que formaran la cor
es apenas perceptible. La propOrclOn de du teza.
ramen respecto a la secclOn transversal deT
arbol varIa de especie en especie.
En la ~ula del 4rbol se Inician ani
llos concéntricos. Que contlnOan hacia la
Otra clasiflcaclOn. basada en la ana corteza. Cada anillo representa el creci
tomla y fisiolog1a de los distintos t~ldos miento del arbol durante un a~o. Este cre
le~osos. es la siguiente:
cimiento se verifica en el camblum. de taT
manera Que Ia nueva madera se agrega i nme
dlatamente al interior de esta capa y tleñ
• Xllel8: PorclOn Mayor de un corte trans de a empujar la corteza hacia fuera. Cuañ
versal de un tronco, Incluyendo desde la do los arboles crecen en un clima variable"7
ml!du 1a ha sta Il'UY cerca de la corteza. es pOsible distinguir un anillo de creci
Sus tej idos tienen la funclOn de sostén miento de otro, pOrque las células Que se
y movimiento de agua y nutrientes desde fOnlllln durante la estaclOn frfa son di feren
las ralces a las hojas. La parte exte tes de las Que se forman en la estaciOn cI
rior del xllema se mantiene activa, mleñ lida,orlgin4ndose madera de primavera y
tras Que hacia el Interior las células nedera de verano. Cada anillo anual se di
van lIIlrlendo. vide en dos capas. La Interior, llamada
1-7

de primavera. se desarrolla durante la pri pequenas, con paredes mas gruesas y es la


mera parte de la estaciOn de crecimiento: parte oscura del ani 110 anual. Es mas pe
Se compone de células grandes, de pared del sada, mas fuerte que la madera de primavera
gada y es generalmente mas clara en color y tiene un efecto importante en determinar
que la madera de verano. La capa exterior, las propiedades de resistencia de la mayo
llamada de verano, consiste en células mas rla de las especies. Ver Figuras 1.2 y 1.37

Médula

F1QlRA 1.2. Dibujo esquematico de un trozo de madera.

FIQlllA 1.3. Estructura de la madera. Latifoliada y COnlfera.


1-8

En la Figura 1.3 las letras sel\alan: La madera es un material higroscópico.


Absorbe o entrega agua según sean las con
CLR = corte longitudinal radial diciones de temperatura y humedad relativa
CT = corte transversal del ambiente. Esta propiedad hace que el
CLT = corte longitudinal tangencial contenido de humedad de la madera sea va
RM = radios medulares riable. dependiendo del ambiente en que se
ACA = anillo de crecimiento anual encuentre.
V = vasos
F = fibras
p = puntuaciones En una primera etapa la madera contie
MP = madera de primavera ne agua (savia) en sus cavidades y paredes
MV = madera de verano celulares. Al iniciarse un proceso de pér
dida de humedad, la madera entrega al am
biente, el agua libre contenida en sus ca
En cuanto a composiciOn qurmica la ma vldades. hasta alcanzar un punto denomina
dera esH compuesta de celulosa (50S). he do como "punto de saturaclOn de la fibra'"
micelulosa (15 - 30 S). lignlna (15 - 35S) y que corresponde a un estado en el cua l se
extractivos (5 - 30S). Tal como se mencionó ha el imlnado toda el agua 1ibre y las pare
anteriormente la 1ignina mantiene unidas des celulares permanecen saturadas. El coñ
las fibras de celulosa y hemicelulosa. Si tenido de humedad en el punto de saturacioo
se disuelve qurmlcamente la lignlna se for de la fibra o simplemente "punto de satura
ma la pulpa la cual. mediante un proceso clOn de la fibra". depende de di versos fae
adicional. puede convertirse en papel. pro tores y varra para las di ferentes espe-
ductos derl vados y una larga fami lla Ce cies. Sin embargo. se acepta un 28S comO
compuestos qurmlcos y textiles. promedio para la madera en genera 1. Por
debajo del punto de saturaclOn de la fibra
y al continuar el proceso de evaporación,
Cuando se forma el duramen (pellrn). la madera cede el agua contenida en sus pa
en las cavidades celulares quedan deposita redes celulares, hasta alcanzar un punto
dos residuos qurmicos que en algunos casos en el cual el proceso se detiene. Este
cambian las propiedades y color de la made punto se conoce como "h~ad de equi I i
ra. El tanino hace que algunas especies brlo" de la madera y depende fundamentar
madereras tengan una lIllIyor durabilidad na mente de la especie. la temperatura y la
tural. el almidOn presente en la albura la h~ad relativa del ambiente. La pérdida
hace lll!s susceptible al ataque de hongos e de h~dad por debajO de este estado de
Insectos. Algunos cOlllllUestos qur.lcos pre equilibrio sOlo podra conseguirse por me
servan la madera en forma natura I y la ha dio de trata.lentos especiales de secadO
cen resistente al ataque de ciertos orga en horno o estufa. De esta manera es pos I
nlsmos. - ble obtener la sequedad completa o madera
amldra.
Las gomas y resinas afectap la traba
jabi lldad de la IIllIdera y dlSlllnuyen la pO
slbi lldad de lograr un buen pintado de sü La norma chilena de calculo de Cons
superficie. trucclOn en Madera (NCh 1198) define comO
madera en estado verde aqufl la cuyo conte
nido de hUllledad es superior al 30S Y. co
mo III!dera seca. aquélla cuyo contenido Ce
1.3 Propiedades Frslcas hlllledad no es superior al 20S. En gene
ralo no se recomienda el uso con fines es
tructurales de IIladera cuyo contenido de hü
1. 3.1 (conten Ido de hullledad '/-. medad estf comprendido entre 20 y 30 r.
Por otra parte. es deseable que la madera
destinada a la construcclOn tenga un conte
Debido a que el artol en pie contiene nido de humedad s Imllar a l a humedad ere
savia. la madera reclfn extrafda de fl ge equilibrio del lugar en que ella preste
neralmente posee un alto contenido de huni! servicio.
dad. -
En la Tabla 1.2 se se~alan humedades
El contenido de h.-dad es la masa de de equilibrio recomendadas para algunas es
agua contenida en una pieza de IIllIdera. ex pecies y para diferentes zonas.
presada como un porcentaje de la IIlasa de
la pieza anhidra.
1-9

TABLA 1.2. HUMEDADES DE EQUILIBRIO RECOMENDADAS PARA ALGUNAS ESPECIES •


.
\ PROMEDIO ANUAL DE H. DE EQ~ILIBRIO PARA LA "ESPECIE (~) *
LOCAL! DAD
Alerce Olivillo Coigüe Pi no i ns igne

IQuiQue 12,7 14,1 11 ,8 14,2


ChUQuicamata 6,1 6,7 5,8 6,3
Antofagasta 12,1 14,1 11,8 14,3
Copiap6 12,2 14,1 11,8 14,5
La Serena 15,0 17,1 13,7 17,1
Valparalso 12,4 15,1 12,4 15,0
santiago 11,9 14,4 11,9 14,4
Los Cipreses 11,1 12,5 10,6 13,0
ChilI&n 13,5 16,9 13,7 16.9
Concepci6n 15,7 18.9 15,2 19.2
Abanico 14,1 16,8 13,2 16,8
[l!lllJCO 14,1 17,0 13,5 17,3
Valdivia 15,1 18,4 14,9 18,9
Osorno 14,6 18,5 15,3 18,6
Puerto Montt 16,0 20.2 16,8 20,6
Puerto Aysén 15,6 19,5 15,7 20,3
Punta Arenas 13,2 15,6 12,6 15,7

(*) Valores determinados emplricamente.

En la Figura 1.4 se indica el conteni b. Densidad normal: Es la Que relaCIona


do de numedad que debe tener la madera pa la masa y el volumen de la madera, am
ra diferentes usos. - bes determinados a un contenido de hume
dad igua 1 a In.

1.3.2 Densidad l'J


c. Densidad b4slca: Es la Que relaCiona
la masa annldra de la madera y su volu
Debido a Que el tamano de las cavida men a un contenido de humedad mayor ¡;
des celulares y el espesor de las paredes igual Que 3O~ (estado verde).
celulares varlan entre especies madereras
y en una misma especie, la cantidad de ma
teria I lenoso por unidad de volumen tañi d. Densidad IlOIIlnal: Es la Que relaciona
oién varIa. la masa anhidra de la madera y su volu
men a un contenido de humedad igua 1 d
La dens idad de un cuerpo es el cuo In.
ciente formado por la masa y su volumen:-
La madera, por ser higrosc6pica, presenta e. Densidad de referencia: Es la Que rela
aspectos aOn m&s complejos. Debido a que Clona la masa y el volumen de la madera~
tanto la masa como el volumen de una pieza ambos determinados a un mismo contenido
varlan con el contenido de humedad, es im de humedad.
portante expresar la con<lici6n bajo la cuaT
la densidad es obtenida.

De acuerdo a NCh 176/2 es posible ~ La Tabla 1.3 entrega los valores ob


finir: tenidos para la densidad anhidra, Msica
y nominal de las distintas especies made
a. Densidad anhidra: Es la Que relaciona reras chi lenas, de acuerdo a ensayos rea
la masa y el volumen de la madera anhi llzados por diferentes laboratorios deT
dra. pals.
Alrededor de este punto camiao
la una contracción apreciable de
;;; 26 f - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - 7 " / la madera.
c /
~.~ 251---------------------------/1_
-c. de H. recomendado para preser'llar
o '" 24 1 - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - / '-
~- / madera a presi6n, con croosota o con
"~ '"o
-"
2J I-----------T"'"---------------.,'
/
soluciones ignrtugas.

!~22 /
<1: u ~
'" ~ 21 1- -,--,-- -'--- -/
a:
w c RANGO DE C. DE H. ESPERADO /
o I :l 20 r------------------------/-jó. -Lrmite del peligro de pudrición moderada (madera
<1:
::; ~ 3 19 EN MADERA SeCADA AL AIRE que ocasionalmente se humedece y se seca).

<1:
..J O '---------t--------~/
18 l / - R e v e s t i m i e n t o s exteriores.
171- ---1L...- / ~

W
o
16 r-------------------/-jó------- Muebles de jardfn.
I
w
151------------------/-,"__ Puentes de barcos, dispositivos textiles (lanzaderas), 8vlones.
O 141-----------------/-j{.- Elementos de madera sometidos al calor breve u ocasionalmente.
O
: 131-------------/-/
O 8 12 r--------------/-iÓ_ Elementos de madera sometidos a una calefacci6n regular intermitente:

/L
<1:
O e _ 11 I--------------,f/ pisos, muebles, Instrumentos musicales, cepillos, Implementos deportivos,
w e '" mangos, pipas, juguetes, revestimientos Interiores, puertas.
::;
::>
I
.!·ü 10 I-------------...,t
: ~ 91-------------,/,.l/ L Elementos de madera ubicados on edificios con calefacción contonua.
w
O
O
:.g 81----------/
:> '" 7
__~
r--------,/"
Elementos de madera ubicados en edificios con un alto grado de calefacci6n cen
tral: Oficinas, hospitales, departamentos, tiendas.
O c"u
~
Z
W
I ~ 6 r------/~ Elementos de madera ubicados cerca de la fuente de calor: cubiertas de radiadores,
f-
Z
~ 51--------/ repisas de chimeneas, pisos sobre losas radiantes.
O : 4f----//
O
3 /
Los valores varfan para las diferentes especies. El gráfico indica s610
2 /

07
valores promedios.

o FIGURA 1.4. Contenido de humedad de la madera recomendado para distintos usos (*).
r" .- L 1
- r; "
1-11

TABLA 1.3. DENSIDADES DE ESPECIES MADERERAS CHILENAS.

I DENS I DAD (Kg/m J )


ES P EC1 E
Anhidra Bás ica Nomina I

Alaro 367 331 372


Alerce 460 405 436
Algarrobo 740 710 -
Araucaria 565 483 536
Avellano 470 410 430
Canelo 470 383 478
Ciprés de la Cordillera 474 424 462
CoigOe 646 515 594
CoigOe de Magallanes
Eucalyptus globulus
618
800
-
623
-
720
Laurel 514 400 467
Lenga 545 464 527
Li ngue 596 491 530
Luma 1080 1050 1150
Ma~lo de hojas punzantes 516 459 479
01 iv i 110 545 448 510
Pino radiata 454 429 459
PIno oreg6n 412 344 477
Raull 508 463 531
Roble 634 492 607
Tamarugo
Tepa
975
515
875
418
-
478
Ti neo 696 555 614
Ulmo 632 537 612
: ....

Las expresiones que relacionan las di coeficientes de contracci6n lineal


ferentes dens idades segOn 1a NCh 176/27 (h)., radial y tangencial que se inclu
son: yen en la Tabla 1.4. -
P : densidad básica.
: Po ( 100 + H ) cuando H < PSF b
100 + K • H
Si no se conoce el coeficiente de con
b) P : P (100 + H) cuando H > PSF tracci6n volumétrica, se debe usar K, O,85 ;;
H b 100 10-', Po si la densidad se expresa en Kg/m'
y K : 0,85 • Po si la densidad se expresa
en gr/cm'.
en Que:

Po : densidad anhidra. 1.3.3 Contracciones y Expansiones


P
H : densidad de referencia al contenido La norma chilena NCh 176/3 define la
de humedad H. "contracci6n normal" como: la disminuci6n
de dimensiones que sufre la madera al per
H : contenido de humedad, expresado como der humedad bajo el punto de saturaci6n de
porcentaj e. las fibras, expresada como porcentaje de
la dlmensl6n de la madera al estado verde.
K : coeficiente de contraccl6n volumétri Tanillén define el "colapso", como la dismi
ca para un canillo de lS de contenidO nuci6n irregular de dimensiones que sufre
de humedad, ca lculado para cada espe la madera de algunas especies al perder hu
cie, como la suma de los respectivos medad en las primeras etapas de secado s~
1-12

bre el punto de saturaciOn de las fibras, La suma de la contracciOn normal ~s


que se caracteriza por el aplastamiento de el colapso, es la "contracciOn total".
las paredes celulares.

TABLA 1.4. COEFICIENTE OE CONTRACCION LINEAL (k) OE ALGUNAS MADERAS COMERCIALES


OE CHILE PARA UNA VARIACION DE 1~ DEL CONTENIOO DE HUMEDAD. *

ESPECIE DIRECCION COEFICIENTE CONTRACCION LINEAL (k)


PINO RADIATA T 0,29
R 0.20
TEPA T 0,31
R 0.15
EUCALIPTO T 0.42
R 0.24
COIGUE T 0.30
;¡ 0.15
ROBLE T 0.29
R 0.18
OLIVILLO T 0.30
R 0,15
UOO T 0.35
R 0.22
TI NEO T 0,36
R 0,18
(*) Ensayos realizados por Univ. de Chile, Departamento Tecnologla de la Madera.
NOTA: T = Tangencial
R = Radial

La curva de contracciOn tiene la for dos de humedad inferiores a 20~ se obtiene


ma que se indica en la Figura 1.5. mediante los coeficientes de contracclOn
lineal (k). determinados experimentalmente
La determinaciOn de las dillensiones para las especies que se indican en la Ta
que alcanza una pieza de madera a conten! bla 1.4. -

,
,
--.-+- ---------

,
0'---'--------'---------"'-=----..._
e Humedad Oh

FIQJRA 1.5. Curva de contracciOn lineal.


1-13

Aa = Porcl6n recta de la curva. cuya pen humedad. Esto se deoe a Que la pared celu
diente corresponde a 1 coeficiente ere lar est~ compuesta principalmente de celu
contracci6n lineal k. (La porci6n rec losa, Que tiene capacidad de absorci6n ere
ta est~ comprendida aproxilMdamente vapor de agua. Para los efectos de este
entre 5 y ZOS de humedad). El valor manual no es necesario explicar el proceso
oe k expresa la contracci6n lineal pa de adsorci6n. Basta decir Que el agua es
ra una variaci6n unitaria del contenT adsorbida en distintas fases: formando par
00 de numeOad. - te de la celulosa molecular; en una capa
monomolecular en las fibrillas de celulosa;
e = Punto de intersecci6n de la contrac en capas mul ticelulares. en soluci6n s61 i
C16n. da y como agua capilar. Las moléculas ere
celulosa son polfmeros alargados Que se
reOnen formando microfibrillas, Que consti
La f6rmula Que rige la variaci6n de tuyen a su vez macrofibri Ilas. La celulo
dImenSiones de las especies madereras debi sa tiene la capacidad de hincharse con la
do a la contracci6n. es la siguiente: - adsorci6n de agua, lo cual expande las cé
lulas Que constituye.

Contrariamente. cuando una célula de


Oimensl6n H .Oimensi6n ZO (1 - ~~l (.m) la madera pierde humedad en su pared. se
reduce de tallll~o. Como la mayoda de las
donde: células son alargadas. estas variaciones
afectan porcentualmente en mayor medida al
ancho. Tantlién hay cierta incidencia por
H = contenido de humedad (entre ZO y la orientaci6n de las fibri llas en la pa
OS) (Sl. red celular. -
k = coeficiente de contracci6n lineal.
1.3.3.2 Variaciones de las Contracciones
AH = diferencia entre humedad ZOS y H.
Existe una notoria diferencia en la
La contraccI6n longitudinal provocada contracci6n y expansi6n Que experimenta la
por una variaci6n en el contenido de hume madera en sus diversos planos. En general.
dad de la madera alcanza valores lllUy re<ÍU la contracci6n longitudinal es muy peQuena
cldos y es perfectamente despreciable eñ fluctuando entre un 0,1 a un O,3S. En cam
términos pr~cticos. bio, la contracci6n en el sentido transver
sal a las fibras es considerable. fluctuañ
Con respecto al fenómeno de dllataci6n do entre un 4 a un 17S. -
("hinchamiento"), es decir, el incremento
dimensiona 1 praduc ido en una IlIldera seca Esta diferencia en la contraccl6n de
al aumentar su contenido de humedad, se pue la madera, en sus diversos sentidos, se de
de suponer o sin gran margen de error, Que be principalmente a la dlsposici6n de las
su comportamiento es regulado por las ~is células. Estas. en su mayorla, esUn ubi
mas relaciones Que rigen la contracci6n: cada s verticalmente en el arbol, y como iñ
por consiguiente se puede aplicar los valo dlvidualmente se contraen I1lJY poco en su
res dados en la Tabla 1.4. - longitud, resulta Que la madera tampoco se
contraera en este sentido. La contracci6n
en el sentido radial es menor Que la tan
Durante la vida Oti 1 de una estructu gencial, porque los radios estan constituT
ra de IMdera, ésta se encuentra sometida a dos por células dispuestas horizontalmente
contracciones e hinchamientos continuos de en el sentido radial. Por consiguiente, es
bido a las variaciones de temperatura y hu tas células se contraen poco en este sentT
medad antlientales. Este fen6lleno se conO do. evitando asr Que las verticales se coñ
ce COl1lO "trabajo" o "juego" de la IIlo1dera7 traigan en el sentido de su diametro radial7
En cantlio, nada interfiere en la contrac
1.3.3.1 Variaciones diMensionales ci6n m&xlma del diametro tangencial de las
células verticales. Ver Figura 1.6.
Las variaciones dimensionales de la
madera son el resultado de la contracci6n Hay considerables variaciones en las
o expansi6n Que experimentan las células contracciones Que experimentan las maderas
Que la componen. al variar su contenido de de las diversas especies. En ténninos g~
1-14

nera les, la s maderas pesadas se contraen e las células y de los radios medulares. La
hinchan proporcionalmente ~s que las 1i flecha 1 seM 1a el sent i do rad i a l y, en es
vianas. Ver Tabla 1.4. te caso, un radio de tres células de altü
ra, las que iiTlledir~n la contracción totaT
En la Figura 1.6 se presenta el corte de las células verticales en el sentido ra
de un tronco que explica las diferencias dial (flecha 2). En cambio, en el sentidO
en las contracciones. En el lado derecho tangencial (flecha 3), el di~metro De la cé
se aprecia muy aumentada la disposición de lula vertical se contraer~ sin obstkulo-:-

FIGURA 1.6. Diferencias en las contracciones.

1.3.4 Propiedades Eléctricas riores al 6~ existen problemas de preci


sión instrumental al medir altas resisteñ
cias eléctricas, por lo que dichas medicio
La madera anhidra es un excelente als nes son sólo estimativas. -
lador eléctrico. perdiendo esta cualidaa
con el aumento del contenido de humedad.
En estado anhidro y a teq¡eratura anilien La madera puede ser calentada al some
tal la resistencia eléctrica es de, apro~* terla a un campo eléctrico de alta frecueñ
madamente. 10 ohm-metro decreciendo a 10 cia. Algunos adhesivos pueden ser fragui
"
ohm - metro cuando la madera esU en estado dos con este proceso ya sea en la indus
verde. Esta gran diferencia que se produ tria de fabricación de madera laminada co
ce en la resistencia eléctrica de la made mo en la del contrachapado.
ra cuando su contenido de humedad varIa eñ
tre 01 a 301, es la base para el dise~o de
los instrumentos eléctricos que miden la 1.3.5 Propiedades AcQsticas
humedad (xi 10higr6metros) en forma no des
tructiva. Sin enilargo. desde el punto de La acOstlca es la ciencia de tODOS los
saturación de las fibras hasta el estado sonidos audibles, necesarios o innecesarios
de total saturación de la madera. la resis para el hombre. El control de los sonidos
tencia eléctrica de ésta sólo decrece7 necesarios para el ser humano. en el inte
aproximadamente. 50 veces. lo cual es bas rior de una habitación, es identificado co
tante poco en cOiTllaración a las 10 'Z veces mo la acQstica de tal habitación. El coñ
que disminuye entre humedades comprendidas trol de los sonidos innecesarios en el íñ
entre O~ y 30~. Lo anterior explica la ra terior de un edificio es denominado comO
zón por la cual estos instrumentos propor la aislación de tal edificio. La madera
clonan sólo una estimación general del coñ como material de construcción. juega un rol
tenido de humedad por sobre el punto de si importante en la acQstica de las habitacio
turación de la fibra. Para humedades inre nes y en la aislación de los edificios. -
1-15

Una propiedad acOstica importante de de la madera. En especies madereras con


la madera es su capacidad para amortiguar baja densidad existe un gran volumen de ca
las vibraciones sonoras. Su estructura ce vidades celulares en relación con la subs
lular porosa transforma la energla sonora tancia sól ida de las paredes celulares:'
en energla calórica debido al roce y a la Las cavidades celulares en la madera seca
resistencia viscosa del medio. Esto hace (con humedad bajo el punto de saturación
Que la madera absorba el sonido y reduzca de la fibra) est&n llenas de aire, el cual
la tendencia. Que en general tienen las es es un pobre conductor térml co, por lo tan
tructuras. de transmitir las vibraciones a to las maderas de baja densidad conduceñ
grandes distancias. Otra consecuencia de menos calor Que las de alta densidad.
lo anterior es la reducción de la magnitud
de vibraciones resonantes. mejorando con
ello el comportamiento de la madera en su La conducti vidad térmi ca es afectada
perficies de reflexión tales como muros y también por el contenido de humedad de la
pisos. madera. El agua libre contenida en las ca
vidades celulares y la fijada en las pare
des celulares contribuyen notablemente a
La propagación del sonido a través de la transmisión del calor. La madera con
la madera es un fenómeno complejo. difIcil un contenido de humedad menor de 121 tiene
de determinar. Por su constitución y ca una conductividad térmica menor Que aquélla
racterlstlcas de anisotropla, la IMdera es con mayor humedad.
un buen conductor del sonido, a pesar de
su porosidad.
La conductividad térmica Queda expre
sada en watts por metro cuadrado, por gra
Los diferentes valores de velocidad do celsius para un mi llmetro de espesor
de propagación del sonido. para los lIlate (W/m 2 • 'c • 11'I1l). El valor de conductlvi
riales Que a continuación se senalan, son: dad térmica obtenido para el Oouglas-fir7
a 121 de contenido de humedad es, aproxima
damente, 5 veces mb bajo Que el obtenidO
Aire (t. 20'C) 343 mls~ para ladrillos, 14 veces menor Que el co
Agua .. .. .. .. .. .. .. .. 1450 mi s~ rrespondlente al hormigón y 370 veces me
/tidera 4130 mls~ nor Que el del acero. -
Acero 5050 mls~
En general, el flujo de calor en los
se
ha demostrado Que tanto el a,.;¡rti revestimientos y diafragmas, se produce en
guamlento de las vibraciones cc.> la velo direcci6n normal a la fibra, por tal razón
cidad del sonido dependen de la temperatü la conductividad térmica se mide en dicha
ra y contenido de hlJlledad de la madera:' dirección.
Estas propiedades disminuyen a lIl!(lida Que
aumentan los valores de temperatura y con
tenido de humedad. - La conductividad térmica a lo largo
de las fibras es dos a tres veces mayor
Que en di rección perpendicular a las fi
1.3.6 Propiedades Té",lcas bras,

La conduccl6n del calor en la lII4dera bl Calor especIfico de la lII4dera:


depende de la conductividad tél'1llica y de
su calor especIfico.
El otro factor Que incide en la con
ducclón del calor en la madera es el calor
a) Conductividad: especIfico, el cual se define como: la ca~
tldad de calor necesaria para aumentar en
I'C la temperatura de 1 gra,.;¡ de madera.
Es la capacidad Que tiene un material Olferentes estudios han delllOstrado Que el
para trans.ltir el calor y se representa calor especIfico de la lIlildera no depende
por el coeficiente de conductividad Inter de la especie lII4derera ni de su densidad,
na. el cual se define como la cantidad cié pero sI varIa con la temperatura.
calor Que atraviesa por hora, en estado de
equilibrio, un cubo de 1 lIl!tro de arista,
desde una de sus caras a la opuesta. cuan El calor especifico de la madera es
do entre éstas existe una diferencia cié un 501 .&S alto Que el correspondiente al
te~ratura de ,'C. La conductividad esto! aire y 4 veces mayor Que el del cobre. El
directamente relacionada con la densidad calor especIfico se Incrementa cuando la
1-16

madera contiene agua (mayor humedad) debi 5 a 15 veces mayor Que el correspondiente
do a Que la cantidad de calor necesaria pa a la dirección paralela a las fibras. Aun
ra aumentar en ¡'C un grall() de agua cante cuando esto es bastante superior a lo Que
nida en la madera, es mayor Que la corres acontece con otros materiales de construc
pondiente a la madera anhidra. ción, tiene una limitada importancIa prff
tica en el diseño de elementos estructura
Al efecto combinado de la conductivl les. En aquellos elementos de grandes dI
dad térmica y el calor especifico de un ma mensiones Que se encuentren sometidos a aT
terial se le identifica COll() difusibilidao tas temperaturas, el efecto de di lataci6ñ
térmica Que se defi ne COll() la raz6n entre térmica debe ser anal izado conjuntamente
la conductividad térmica y el producto for con la contracci6n originada por la varIa
mado por la densidad y el calor especlfT ci6n del contenido de humedad Que provoca
co. - dicha temperatura elevada, recordando Que
tales efectos tienen direcciones opuestas.

OIfUSIIILIOAD IIRMICA • ~~C;O~ND~U~CI~I~VI~O;AD~I~IR~M~IC~A~ 1.4 Propiedades Mec&nicas


D(NSIDAD • CALOR (SP(CIIICO

1.4.1 Introducción
Este concepto expresa la velocidad con
la cual la madera puede absorber calor del Las propiedades mec&nicas de la made
medio donde ella se encuentra. Debido al ra miden su capacidad o aptitud para resis
bajo valor de la conductividad térmica de tir fuerzas externas. Se entiende por fuer
la madera y a su relativamente alto calor za externa cualquier solicltaci6n Que. ac
especifico se oDtiene Que ella absorbe ca tuando exteriormente, altere su tamano O"
lar muy lentamente. Esto expl ica el por dimensi6n, o la deforme de otra manera cua 1
Que, cuando se toca madera, ella no preseñ Quiera. La deformaci6n puede proaucl rse
ta una superficIe muy fria ni demasiado ca tarJtlién por fuerzas Que actOan completamen
liente COll() es el caso de otros materia te dentro de una pieza, como las Que tle
les. nen lugar en la madera con los carJtlios de
su contenido de humedad; pero, estas fuer
La alta resistencia Que ofrece la ma zas est&n relacionadas principalmente coñ
dera al paso del calor a través de ella7 sus propiedades flsicas y, por lo tanto.
la convierte en un buen aislante térmico y no est&n comprendidas entre las Que se re
en un material resistente a la acci6n del fieren estrictamente a resistencia. Eñ
fuego. gran parte, sus propiedades mec&nicas de
terminan el valor de la madera para cons
c) Dilataci6n térmica: trucciones y otros usos innumerables. Eñ
realidad, no existe un solo uso de la made
La madera al igual Que otros materia ra Que no dependa, por lo menos en ciertO"
les de construcci6n. se dilata o contrae grado, de una o m&s de ellas.
al aumentar o disminuir la tefl'lleratura.
La di lataci6n es menor Que la de los mate El conocimiento de las propiedades me
riales convencionales, pero no desprecia c&nicas de la madera, se obtiene a través
ble. - de la experimentaci6n, ya sea por medi·o de
ensayes del material. bajo las verdaderas
El coeficiente de dllataci6n para ma condiciones Que se encuentran en la pr&cti
dera seca, en direcci6n paralela a las fT ca, o por medio de experimentos de laDOra
bras, varIa entre 3 • 10- 6 a 5. 10- 6 por torios Que requieren el uso de aparatos de
cada grado celsius. Estos valores son, ensayos especiales. Desde el punto de VIS
aprox imadamente, 1/} de 1 Que se obt iene en ta general de la eficiencia, los ensayos
el acero, y 1/6 del correspondiente a1 alu de laboratorio, cuando se han efectuado ca
minio. La dilataci6n térmica en direccl6ñ rrectamente, son preferibles bajo todo coñ
paralela a las fibras no Queda afectada cepto. Por una parte se emplea menos tiem
por la densIdad, en carJtlio, en la direcci6n po y material Que en las determinaciones
normal a la fibra existe una relaci6n di directa s, y, en consecuenc ia est&n mejor
recta entre densIdad y dilataci6n térmica~ adaptados para e l gran número de ensayes
Que deben realizarse para estudiar las va
rlaclones naturales de la madera. Además7
El coeficiente de dllatacl6n térmica en los experimentos de laboratorio, se ha
en direcci6n perpendicular a las fibras es ce posible poder establecer métodos, obte
1-17

nléndose, de este modo, medios practicos Rigidez es la propiedad por medio de


para comparar las diferentes clases de ma la cual un cuerpo solicitado por fuerzas
deras y para poder especificar tanilién dT externas, tiende a retener su tama/lo y for
mensiones precisas del material para sus mas naturales. o a resistir la deformacl6n:"
diversos usos. De esta manera. un material Que es dlffcil
de doblar o de deformar se dice Que es rf
gldo. -
Uno de los principales Objetivos de
las InvestigacIones de laboratorio, es el
de encontrar valores unitarios de resisten La medida de la rigidez de la madera
cia para las diversas propiedades mednT se deno-lna mOdulo de elasticidad o coefi
cas de la madera. Estos, sin embargo, Ce clente de elasticidad, el Que se calcula
bido a la estructura de este material, nO por la raz6n entre el esfuerzo por unidad
tienen un valor constante Que se repita de superficie y la deformaciÓn por unidad
exactamente en cada ensaye, aun cuando no de long i tud. Const i tuye un nOlllero I nd i ca
se cometan errores. El m4x1 me Que se pue tlvo de la rigidez y sólo se aplica a coñ
de obtener es encontrar va lores medlos7 dlciones dentro de la zona elastlca.
sus variaciones m4ximas y mfnimas y las le
yes Que las gobiernan,

<t
1. 4.2 Genera li dades <>
~
u
El esfuerzo Que soporta un cuerpo por I
I
unidad de superficie recibe el nombre de I
tensi6n unitaria. o
R

Cuando la carga apl icada a un cuerpo


aumenta, se produce una deformaci6n Que se PLP
incrementa paulatinamente. Esta relacl6n
puede indicarse por medio de un graflco en
Que, en el eje de las ordenadas se colocan
los incrementos de la carga, y, en el eje
de las abclsas, los correspondientes aumen
tos de deformacl6n. La lfnea resultante
est~ formada por una recta hasta el ¡f_¡te
el~stlco del material ensayado. Al seguir
aumentando la carga se obtiene la rotura
del material (Figura 1.7).

R : carga de rotura
Q : carga m4xlm
PLP • carga en el limite de proporcional.!.
dad.
O.'.rlftOcidrt

El lfmlte el~stlco puede definirse co FllilllA 1.7. Graflco carga-defof'1lilción.


me el esfuerzo por unidad de superficie
con el cual la defonMcl6n aumenta en .a
yor proporci6n Que la carga Que se aplica:" Cuando la carga se aplica I114s alia
En la practica. el lfmlte elhtlco de un del lfalte elastico. el cuerpo contlnaa de
material bajo ensaye, se determina del gra forlll4ndose hasta llegar a la rotura, obte
fico carga deformaci6n. - nléndose en ese IIlOlIIl!nto la tensión de rotü
ra de la IIladera. Para algunas solicltaclo
nes la tensión de rotura es aenor Que la
El esfuerzo necesario para solicitar tensión ÑxilN. la cual se determina con
un material hasta el lfmite eUstlco, se la carga Ñxllla soportada por el cuerpo.
conoce COftO la tensi6n en el lfalte de pro
porcionalldad y representa. por conslguleñ
te, la carga Ñxlma a Que se puede sOllleter La variabilidad de la respuesta de la
un IlIlterlal sin que se produzcan defonna lNdera a solicitaciones de distinto tipo,
ciones permanentes. - se debe a la variabilidad .lslI de la mad!
1-18

ra en la ~isma especie y dentro de un indi d) Ensayos.


viduo. Como material de construcci6n dí
fiere del acero y de otros hechos por eT Los di ferentes ensayos que se deben
hontlre, en que, en ningOn caso, se obtie realizar son: compresi6n paralela a las fi
nen dos elementos exactallll!nte Igua les. ES bras, compresi6n normal a las fibras. tena
por ello que la selecci6n de los arboles cidad, cizalle tangencial y radial, cl iva
en el bosque, la extracci6n de las probe je tangencial y radial, tracci6n paralela
tas de los arboles y los ~todos de ensayo a las fibras, tracci6n normal tangencial y
para determinar las propiedades resisten radial, dureza y extraccl6n de clavo.
tes son de suprema i~rtancla.
Los ensayos se rea 1izan en dos es ta
a) Muestreo de los arboles. dos de contenido de humedad. El primero";"
con probetas que tienen una humedad supe
rior a 3~ (estado verde) y. el segundo";"
La elecci6n de los arboles pertenecien con probetas cuyo contenido de humedad sea
tes a la especie maderera cuyas propieda 121 (estado seco al aire).
des mecanlcas se quieren determinar. debe
seguir un procedimiento met6dico basado
en una selecci6n de muestras al azar. Al i. Compresl6n paralela a las fibras:
respecto, la norma chilena NCh 968. Of 86,
especi fica cada una de las etapas que se
deben segu Ir. Los ensayes de laboratorio de compre
si6n paralela a las fibras. se hace en ca
Iumnas cortas, determinandose en e llas la
b) Probetas. tensi6n de rotura, tensl6n en el limite de
proporcionalidad y el m6dulo de elastici
dad. Los valores calculados para los dire
La ubicaci6n y extraccl6n de las pro rentes ensayos de compresl6n paralela soñ
betas debe ser hecha por ~todos de azar y validos para piezas de madera. cuyo largo,
debe seguir las Indicaciones de la norma sin soportes. sea inferior a 11 veces su
NCh 968 Of. 86. menor dlmensi6n de escuadrla. Columnas mas
largas, mucho antes de a Icanzar su resi s
La forma y dimensiones de las probe tencia total a la compresi6n. sufren fallas
tas deben estar de acuerdo a especi flcacla por pandeo.
nes o normas determinadas. En Chile se hañ
usado los IIétodos esUndares norteallll!rica
nos (normas) (ASTM), francés (AFNOR) yale
man (DIN) por los distintos Institutos y
laboratorios de tecnologla en .dera. Las
actuales normas chilenas se han extra Ido
de las distintas normas norteallerlcanas
ASTM, que existen sobre la materia. Ade
mas, e I gran namero de propiedades mecanT
cas que estan a dlsposlcl6n se han determT
nado, en su mayorla, a base de los estanda
res ASTM.

.-
c) Métodos de ensayo.

En general. se han hecho numerosos es


fuerzas para uniformar los métodos de ensa
yo de determlnacl6n de propiedades mecanT FIGURA 1.8. Compresi6n paralela a las
cas de la madera. se ha reconocido, muñ fibras.
dialmente, que el avance que a este respec
to se ha logrado, puede ser IncrementadO
con un intercambio continuo de informacl6n 11. Ca-presi6n normal a las fibras:
y se recomienda que deberan continuar ta
les esfuerzos incluyendo el intercambio de
resultados de ensayos realizados para una Es la resistencia de la madera a una
mi sma espec le maderera, con di ferentes mé carga de direcci6n normal a las fibras.
todos estandares. - aplicada en una cara radial de la madera.
'·19

Se determina la tensión en el lImite de iY. Tenacidad:


proporclonalldao y la tensión m4xima.
Es la capacidad Que tiene la madera
los valores obtenidos en este ensayo, de absorber energla al aplicarse una carga
se emolean en el c~lculo de las superficies Que actúa en forma i nstanUnea. Exi sten
de apoyo de vigas, viguetas. y tarrtlién co varios tipos de ensayos para determinar la
me Cnolce en la selección de especies para tenacioad oe la madera.
ourmlentes oe ferrocarriles.
A esta solicitación se le denomina tam
bién flexión din~mica.

FlQJRA 1.9. Compresión normal a las fl


bras. F16URA 1.11. Tenacidad.

lii. Flexión est~tica:


Y. Cizalle:
Se mide la resistencia de una viga a
una carga concentraoa. apl icada en el cen la resistencia de la madera al cizalle
tro de 1a luz. es la medida de su capacidad para resistir
fuerzas Que tienden a causar el desliza
Del ensayo se determina la tensión en ~iento de una parte sobre otra, adyacente
el lImite de proporcionalidad. la tensión a la anterior. Las solicitaciones de ciza
de rotura. llamada también "módulo de rotu lle se producen en mayor o menor grado eñ
ra" y el mOdulo de elasticidad. - la mayorla de los usos de la madera y se
pueden clasificar, según la dirección de
las fuerzas Que lo producen, en:

COMPAf:S1OH

FI6URA 1.12. Cizalle longitudinal.

al Cizalle paralelo tangencial

En el cual la solicitación es parale


FI6URA 1.10. Flexión es~tlca. la a las fibras y Que produce un plano Ce
1-20

falla tangente a los anillos de crecimien


too Ver Figura 1.13.

,11/1 FIGURA 1.15. Clivaje.

I CllvaJe tangencial es aquel en que el pla


no de fa lla es tangente a los anillos de
crecimiento.
FIWRA 1.13. Cizalle paralelo tangencial.

b) Cizalle paralelo radial

La solicitaciOn es paralela a las fi


bras y produce un plano de falla perpendicü
lar a los ani 1I0s de crecimiento. Ver FT
gura 1.14.
-
FlGIIlA 1.16. Clivaje tangencial.
1
I ClIvaJe radial es aquel en que el plano De
falla es normal a los anillos de creClmlen
too

FIWRA 1.14. Cizalle paralelo radial.

vi. ClIvaje:

Es la resistencia que la madera ofre


ce al rajamiento. Dependiendo de la ubica
ciOn de los anillos de crecimiento, coñ
respecto al plano de falla, el clivaje pue
de ser tangencial y radial. Figura 1.15:' FlWRA 1.17. Clivaje radial.
'-21

vii. Tracci6n paralela a la fibra:

Es la resistencia que la madera, pone


en la dirección paralela a las fibras, a
unj :arga de tracci6n.

a madera ofrece su mayor resistencia


a la tracci6n axial. Es muy difIcil ejecu
tar, en la practica. un ensayo de una píe
za de madera sana y obtener su ruptura por
efecto de tracci6n axial. Esto se debe a
que primero la madera falla en sus sopor
tes por cizalle horizontal, debido a la pre
sión de las tenazas. antes de alcanzar la
tensi6n de rotura por tracci6n axial. Son
escasos los ensayos sobre esta propiedad
mecanica de la madera, por las dificulta
des de preparaci6n de la muestra y el ensa
ye. Casi si~re se rl!9istra Qnicamente
la tensi6n de ruptura.
·FI6URA 1.20. Tracción normal tangencial.

FllUlA 1.18. Tracci6n paralela a las fi


bras.

viil. Trlcclón nol'llll I las flbrls:

Es la resistencia que opone la madera,


en la direcci6n nonnal a las fibras, a una
carga de tracción. Figura 1.19.

según la posici6n del plano de falla


con respecto a los anillos de crecimiento. FI6URA 1.21. Tracción no"..1 radial.
se puede distinguir la tracción nonnal tan
gencial a la tracci6n normal radial. Ver
Figuras 1.20 y 1.21.
Ix. Dureza:

Es la resistencia de la madera a la
identaclón (penetración). Tani)ién se usa
para sena lar la resistencia al desgaste y
el rayado. Ultlmallll!nte reetlPlaza al ensa
ye de compresión normal a la fibra.

- Dureza paralela: Corresponde a la dure


za de la superficie normal a las fibras:
- Dureza nonlll: Corresponde a la dureza
FllUlA 1.19. Tracción no"..1 I las fibras. de la superficie paralela a las fibras.
1-22

Comúnmente se expresa como el valor pro Los valores de propiedades mec~nicas


medio de la dureza. de la cara tangeñ obtenidos para las diferentes especies ma
cial y de la cara radial. - dereras que crecen en Chile. se señalan eñ
las Tablas 1.5 y 1.6.

La relación entre las propiedades me


c~nicas de la madera y sus usos. se ¡nclu
ye en la Tabla 1.7.

1.4.3 Factores gue afectan las Propieda-


des Hec4nlcas

La madera tiene una compleja estructu


ra natural, diseñada para servir las nece
sidades funcionales de una planta en vida~

No s ie~re resulta evidente e I por qué


las probetas de una especie maderera deter
minada. extraldas de diferentes ~rboles O"
aun de pIezas provenientes del mismo ~rbol.
muestran una pronunciada diferencia en su
F161lRA 1.22. Dureza. densidad y en su resistencia. La variabi
lidad entre árboles de la misma especie res
ponde a diferencias genéticas, de al1'd:l1eñ
tes y/o ambas. En un mismo árbol el crec!
x. Extracción de clavo: miento es irregular. Existe adem.1s dlTe
rencias en las propiedades mec~nicas, deb!
do al tratamiento de la madera durante su
Su resl stencia se mide por la fuerza elaboración.
necesaria para extraer un clavo de la made
ra.
Los factores que inciden sobre la va
riabi I idad de las propiedades mec~nicas~
se debe distinguir la resistencia al son:
desclave en una superficie paralela a las
fibras de la madera (extracclOn de clavo al Defectos: Recibe este nombre cualquier
nonnal) y en una superficie nomal a las irregularidad flsica, qulmica, o flsl
fibras (extracción de clavo paralela). co-qulmica de la madera. que afecta su
aspecto, resistencia o durabilidad, de
La extracción de clavo nol'lllal se ex terminando generalmente una 1imitacióñ
presa como un va lar promedio de la extrae en su uso o aplicación.
ciÓn de c lavo de la cara tangencial y cíe
la cara radial. Los defectos que mayormente inciden
sobre las propiedades mec~nicas o resis
tentes de la madera son: nudos. gri e
tas, rajaduras, grano o fibra inclinada~
pudrición, perforación y colapso. Otros
defectos que inciden en la resistencia,
pero en menor grado, son: bolsi 110 de
corteza o resina, acebolladuras, ala
beos, médula y canto muerto.

Las definiciones y efectos que cada


uno de estos defectos tiene sobre la re
sistencia de la madera, se ver~n en eT
Capltu lo 2.

Debido a lo anterior es que 1a determl


nación de las propiedades mec~nicas se
FIQlRA 1.23. Extracción de clavo. realiza en probetas libres de defectos.
TAlLA 1.5. PROPIEDADES MECANlCAS DE ESPECIES ~DERERAS QUE CRECEN EN CHILE. EST~DO VERDE.

- _ _.. -- -- -- -- ......
TRACCIOlI UlRACCIOM
FWUII TlIMCIQM) ClJlft(SI,* WIlEIA CiZAlLE (LIVAJE

..
DE CLAVO

'MI.
lSI'ECIE
"SO
EV1 T_.'Ooo
tlfl
. ..
....... ......
UNte . TAN6l1
t'Al
MIl'Al 'AOAUU
Ten,l&!
T""",! RADIAL
t,Al L(lÁ
T.....ciE!
t'Al
lIAD'Al
,AItG(~
t.Al lIAD'Al 'AIlA
L[LA"
c.....
ca
., ... '.
Elastl
IliRslst Iftht. '''''16ft T...'I6ft
"al. U.U.
""l. "I~
Tensl6n Tensl6n TensaOn
U.11. Mbl_ IDtunl ~lUr• c.~
"al.. "h,..
c.~ Tensión TenslOn TenslGn TenuGn

.
c.~

.. '...
*.1..
• clOMI.
"" *Al..

', .... tlcl "-"'


' ...
latur. Illotur. Aotu,.. Illotur.

'", ", 'a,

-
" ' ... ' ... .", '", "11'" II tnl ·a• Mel "
Mc1p
o<eI" o<eI" o<eI"'" o<eIao' o<eIao' o<eI"'" o<eI"'" "',"'" o<eIao' o<eIao o<eIao
M' """"'" '" '"
• • <JI •• <JI o<eI"'" o<eI"'" TOA!"'"
N.EIltE
Al_
U4

.,. 2IZ-
ltO -
S11
-
15t8
-
1351

....-
-
ltl
-
'10
.
lt1
-
11
-
.,
lZ'
-
lO
-
15
-
ZOO
-
Z20
-
55
-
55
-
lO
-
lO
-
16
-
51
-
.........
-
460 zaao ZlO <l 51 Z• zae 51
MMltAllI' al.a 110 612 Z5I 1Z 50 12 15
"-
...- lOZ
- 216
la
-
401
lU
-
11.0
SO.'
-
-
Z"l
151
11
'M
,az
••0
11.5
2li
11 .
- -
SZ 15
- 201
100
ZZ1
,lt '"
48 ..-
48 -
<l 11
- -
- -
c.uElO
~ 11( LA 415
-
2M W
-
SO.1 Z5t6
-
Z5I1
-
,.
111
-
221
o

51.1 ..- -
15 12
- -
ZI.
-
20' le4
-

.
-
01
"
-
12
-

..
,"
- -
ea

•.'
lLUM l'
lIS SZ2 al.l 1641 251 ,oa lt1 1ge 15 15 65
allU: "1 1'11
...
tl.S 1'" 10 50
"-

... -
allU: 11(
- - - - - - az - - -
MO Z..

...
zt9 11

.. .
o o o o
.ItLUIES
llItAi." ... az. m lZ1l.Z - - 2<l 16l 141.' ,. 11. M 10 165 Iza 12 o
-
.......
lIAUUIS

u_
lB&o\
.xl 225
az
lIZ
e1
".0
11.'
11.'
-
-
-
- '",M
,It
2"

...
8I.a
11.'
2'
10
-
11
Z•
lt
Z.
Z.
os
zoo
!SS
Z20
111 "" "U

,.. -
-
51
-
11
-
16
- -
18

- '1"-
el 2M !105 2504 110 ll' '00.0 4Z - 'S 11O 140 11 11 o
-
UIIl 1050 100 liSO 110.0 lt1 214.' ZlO - 10 10 - - ''''- - o o o

....10 11(
HDJA$ tmlAS - - - - - - - o o
- - . o . - - - - - -
....1011(
_ LAllllAS
- - - - - - - - . - . . - .
-
. - - - - -

-... ..., ...


o

....'0 llE 111- .11


• 11.' ,sea 148' 111 221 ...z - "12 " ztI lZI 10 10 - . - -

.. ,.. ..
olAS_TU

. .
-- zao - -
ZIO ll1l l1l m 12 120 11 11 ,OS 15
OLIVillO 11.0 221t ••1 18

,. ,
o

'lID .tAlUA'"
PillO . . .
-.1
l6I
405
'lO
2t6
lIS '"
511
".5
".1
12.1
ms
D55
&1
2561
'"
ItI ..
Z04
".2
lt.1
12.1
za
lZ
.9
-
59
-
2li

.S
2li
15

"
'12
zal
'11
Z4Z
llt
51
lO
M
51
az
15
Z.
5l
lt
25
-
-
41
"1
ZI

.,
ZI

,-
-.1
'"
115
159
-
5),
-
sz. lI.t
11.1
o
2102
o
2541
-
151
-
,az
2lil
-
110,9
-
91
-
-
-
51
-
S1
-
<la
o

zso
"O
-
19
-
61
-
65

SS
-
. -
112

81
-
101
-
IDO 4ZO 256 2li21 2112 Z.. as.S
" M .Z ZI lZZ 11 59
"-
JIIEO
UUCI
514
501
o

lIS
- -
..1 104.2 ...,
ZlOZ 1675
<l'Z
-
'M
.
lOl
o

''',1
o

51
-
126 101
-
so
- -
251 )]O
-
. . .
. . - -
'" "S
-
'01

(*) Basado en el peso seco y YOlI.-en en estado verde. •


N
W
TABLA 1.6. PROPIEDADES HECANICAS DE ESPECIES MADERERAS QUE CRECEN EN CHILE. ESTADO SECO AL AIRE (H .1lL).

TRACCIDM UTRAC[IOH
FlElIOtt TENAC! DAD (OHPRESI~
~L
roRELA CIZAllE ClIYAJE DE CLAYO
r"NGl~ PAIlA 'ANGE!! RADIAL ¡AHGl!! PAIlA

ESPECIE
PE50

''''"
ClFi
TenslOn
u.¡ te- l6Sulo MOdulo
do
TAHGE!! RADIAL
elAl PARALELA
"'- ((Al

Tensión TenslOn -'10 Tensión Tens IOn TenslOn TenslOn Carga


RADIAL ""_L LELA
Carga
(¡Al (IAL

leflS loo Tensión TensiOn TenSiÓn


RADIAL
""'"''
carga
LEc(
Cclrga
eo do Reslsl. Reslst.
Prorxu: EhStl "hl_ MblN lf.1 te Mbl. de Elq lhtite Kbllll/l Rotura Rotura "hlrna
· clonal.
Rotura
cldad Proporc
.
t1cldad Propo.-e
"'511illlll Rotura Rotura Rotur4 Roluril ,,""'1 1M

"p,
'\1x I lid

'" ' ' ... IC c1p


" " " l.
" "P '," "~K
II tnl H tn , 'dp IC
ell
lC
eu IC
cwt lot e1n

...
K9/·' Kg/C112 Kg/e- 1 Ton/Clll N • c. N. c.
...
Kg/clIl 'UJ/CIIl Ton/e- 1
"'/"" Kg!CMl r.g/CllI 1 Kg/c. Z
'." '"
Kg/cl'I
'
K.q/cra 1 Kg/CIII Il;g/cm
'" '"
. 'SI
AlERCE J'l8 0'0 82 ,O 1113 lZ16 '98 51,S 132 OS 31 ZJ '0' 108 87 38 '0' 97
AlGAAROBO 730 '71 . · · ." · · · - · . . - - · ·
.
910
'" 9JS
AAAlJCARIA Sl8 473 m 116,7 2747 2283 278
" 106,7 8• '50 7S

.-
41 J1D
, '" 127
..
'lO 48 70 1.. 'lO

... · · · · · · · ·
410 as,o J68
AvELlANO OlS 26S 102,0
" 32.

...
'0'
foUI'1J 3111
'" SJO 77 ,1 1))1
1'" .0. J06 80,' 31 07 JO 'JO
'" 70 O, os
" - ·
CAllELO
C1PRES DE LA
CORDILLERA
...
463
· 410

S77
706

701 73,4
-
21"
-
1693
'"
.
,.3
,
J72
428
m
" 3
11,2
52
'lO
'08
117
as
2.
31

.
12
154

m ...
ISS 1..

113
70

21
"
"
·
'lO
.
77

COIWE SIl 776 105 5 31% 111 5 92 .98 % .31 401 ". % 78
"'-
." '"
"48
calGUe DE - . .
*.GM.LAHES
708 103,1 · - 83 · · - - · 31' m 139 - ·

.
EUCAlYPTUS
720 77S 1198 160,0 · · O. . 170.3 120 · 70 70 700 /4S lJO 'JO · · - -
GlOBULUS
'"
lAUREL
LEIIGA
LIMQlE
49S
S20
m
...
Sll

64S
76'
879
990
113,9
101,3
1~.2
·
·
1946
·
-
1679
,..
32'

36'
St8
'JO
S14
124 3
105
135
o
o
71
'00
12S

,.
1JS
7.
59
-
48
43
·
,..
,'"..
3JO
SlJ
3JO
131
.14
1"
.08

10.
9J
92

.
7J
7S
53
72
117
·
·
·
/4
-

"'"
. MAlO DE
1150

·
OSO

320
1300 210,0

11,0
-
·
-
·
..S

m
7"
•%
273,2

..
'00 ·
.
'lO 'lO

"
,.
." ..3 2.. ".
"
·
so
· ·
·
·
·
..
SJ4 101,8 '60 290 '03 43
It)JAS CORTAS
ft'AIO DE
~s l..AAGAS · "'" 9"

..,
105.6 · - JS9 SOS 121,3 123 '.7 Ol
" 359 ... l3l 124 os - ·
1OAll10 .. HO·
JAS PUNZANTES
OLIVilLO
...... ...
..3

500
430

J7J
720
83.8
.. ,S
as,3
.0,.

1S49
1193
ISSO

1613
327

J06
.os
S2'
• 28
10S.7
119,3
93.8
.
.07

71
"O

-
1JS
48
J9
41
JO

JO
2S7

J82
Jl3

.00
290
1JS

'06
'" ·
. .
'06
sa

.0
·
"' 1"
·
PINO RADIATA 6S7 '823 370
" '07 70
os
33 28
PINO 0Rf00H
RAUlI '48 '"
SI6
788
784
'13,0
",8
29'8
1971
1731
2117 '" .,.,..
320
380 102.3
123.1
62
70
lIS
·
18
ss
12
ss
270

...
41S '"
50S 111
80

"'
'O
· "· as
'07 " 87
62. 130,5 · O, 62 - ·
...... . ,
R08lE 837 123,6 2090 338 70 SOS 120 .20 03

.
O" '964 '0'
IA*IltJGO 97S '62 16)3 . · - SI6 803 · · - . · - . . · · · -
. .
"48

... ... ...


TEPA 791 ",O 22.. 7S68 270 417 too,8 09 "1 50 JO J48 SS) 8' 07 50 lOO 79
nJEO
... 'SI "1 121,0 "'8 2809 JO, 114,2 88 318
'" 'JO '08 83 60 .sa '48

.
N

w<l S1J 887 112.5 3J96

(*) Basado en peso seco al horno y volumen en estado seco (H =121).


3332 OS< 169,9 91 103 03 62 283 4J9 "3 13. 70 /4 .so ISS
TAIIlA \.7. RELACION ENTRE PROPIEDAOES MECAN1CAS y USOS ESPECIFICOS.

CClPIl:ESION FlEllOtl TAACCIOH


IlUIlElA CiZAllE Q..IYAJE CQNTRACCION I~ACTO
Par.I.I. Pet"'"Ptnd. EsUtlu Olna.iu Panlel.
1. fl.llD\CIONES Pilotes • • O O
2. ESTMlCTURAS Etw .....
Enva elelo
O
O



O
O
O
•• O
O
Env. ~. O
• O O
• O
]. lUlO5 Est.ructw. • • O O O

.... uterlor
...,. interior
•• O
O


••
4. PAVIMENTOS LlstOn DUO O
• O
• •
P.~t O
• •
.......r. •o O O O O

5. PIJOTAS "'ItDJo
ra> • O o O

O
•o •
l. VOrTAMS "'ra> o • o O

1tD1. O
• •
7. c.lEATA Tejuela O
• • •
O. POSIAMS O
• O O
• •
•• IUIUS • • O O O
• • O

10. IIIlIlOJ(S
• • • O O

H. *O. OU€NSI~

•• •
12. MO. 'íCORTADl O
• O
13. UIIIIIES O O
• •
\0. *D. Q.A'AIIl\5
•o •
15. 1lOll. APEIIIMIlOS • • • •o O


Il. PMEUS •o
17. _ElfTU
lO. CI*S

• •• •
•o O
• O

19. ElIlAlAJES • • •
20. TOIIEUlIA O
•o o
• •o •
21. MlMDS HERIWUEIfTAS
22. INllAllUA TE....
• •o •• •
•o •o • • Ensayos principales
2]. 1_. llEPOlTlVOS
•o o • •o o o

lO. EJES
25. IlOlIlMAS
o
• •o
o
• O O
• O Ensayos auxiliares

26. allST. IMVAl "'reo. o


•• o

EntlblGnldos o o o o
• •
Cablertu
"hUles o

• o
• •O 1
N

'"
'·26

b) Densidad: unidad de longitud medida radialmen


te. A mayor namero de anillos de cre
Aparte de los ensayos de resistencia, cimiento por unidad de longitud. ma
la densidad o peso especIfico * de una yor densidad, mejor resistencia.
pieza de madera, es el criterio m.!s sa
tisfactorio para determinar su resisteñ
cia. -
Las células Que constituyen finalmen
te la madera, esUn 1igadas por una sus
1820
I I I
/
..
tancia llamada 1ignina. La pared ceIü I I
'68 ,/
I
lar esU compuesta principalmente por
I
celuiosa, encontr4ndose adem4s holocelu
iosas y lIgnina. - ,
",- I

Las diferencias de COlllPOslci6n de la ~


.
...."
I

madera. entre especies y dentro de ellas, 1120


es la primera causa de la varlaei6n de I
la densidad. El grosor de las paredes ,
celulares y ei tall4~O de las poros ida ...•
des tanbién es variable. a~dlendO una 840 ,
nueva causa de variabilidad. 100

La densidad de la madera varIa aun I"!:


dentro del mismo 4rbol.

En la Figura 1.24 se indican dos rela


eiones en propiedades mec4nicas y densT I
dad. -

Los metodos pr4cticos para estimar la o 0.1 02 03 Q4 a~ 0.6 Q7 08 09 1.0

densidad, y, por lo tanto, la resisten Oensidad (9r./e~)


cia. son: -
F1lUlA t .24. RelaciOn entre densidad y
- Pesando un trozo de madera y determi resistencia.
nando su volumen. se debe evitar mi
dera con nudos, bolsillos con r'eslna
o corteza. e) Contenido de hlJlledad:
- Determinando la cantidad de madera de Tal como se explic6 en 1.4.1, cuando
verano Que existe en un anillo de cre la madera pierde agua bajo el punto de
cimiento, relacion4ndola con la eantT saturaci6n de las fibras. cada célula
dad de madera de prilllllvera. A mayor se compacta cada vez mas. Debido a ello.
proporc i6n de madera de verano. mayor las fibras se ponen cada vez mas r[gi
densidad, mas resistencia. das y fuertes, resultando de lo anterior
Que una pérdida del contenido de hume
- Velocidad de crecimiento. Es el nO dad de la madera, va acompa~ada de uñ
mero de anillos de crecimiento por incremento de, su resistencia.

* Densidad. es el peso de la unidad de volumen de un determinado material.


Peso especIfico o densl«*l relativa. es la razOn entre la densidad de cualquier mate
rial y la densidad del agua destilada a 4·C. Puesto Que la madera contiene una cantT
dad variable de hlJ1ledad (agua). el peso especifico de la madera com(¡nmente se basa eñ
el peso de la madera anhidra y en el volumen al contenido de humedad considerado.
En el sistema métrico decilll4l, debido a Que el peso de 1 cm' de agua pura es gr!
me, la densidad de la madera tiene el mismo valor Que el peso especIfico.
1-27

Por sobre el punto de saturaci6n de Efectos te~rales son aquéllos que


las fibras. un aumento del contenido de existen sOlo a una teq¡eratura en par
humedad no tiene efecto sobre la resis ticular y son independientes del perlo.
tencia. do de exposici6n. -

La relaci6n general entre el conteni Los efectos permanentes son aquéllos


do de humedad y la resistencia. se se~a que permanecen después que la madera ha
la en la Figura 1.25 y en la Tabla 1.87 s ido llevada a la tealP4!ratura norma l
(20'C) y dependen de la duraci6n de la
exposici6n mas que del valor de teq¡era
tura involucrado. -

1120~ La madera no sufre alteraciones cuan


~ MódL.o .. ""~'o do se la expone a tel1lperaturas no supe
\ ,~' ,~,-•' . . ,_
. " .. ~ ,-1,
.. ,..I.io. r iores a 67 'C. ya sea t~ra 1 o perma
u nentemente. Si las teaperaturas son sü
~ JC- T..... 1On InÓIriMa en ClCM"'"
.
'" A iÓn - • lo ti"''':''''':
O: T....oo en el IlfnIN c:~
periores a 67'C y menores a lOO'C. y la

]
lI40

.~
j\A
\
i\
::::._'_
... .. e- ... I
exposici6n es ocasional, ta~co hay re
ducci6n de la resistencia. -

700\\ , Las teq¡eraturas inferiores a 200 'C.


\i pero superiores a lOO'C, pueden afectar
\ NI \. I fuertemente la resistencia de la made
, ra. si ella tiene un largo perIodo de
i\ I I
' c l\. I \. , exposici6n. Por ejeq¡lo. once meses a
0- 84 o una teq¡eratura de lOO'C. puede reducir
''\ 1\.' I
10
~
~
la resistencia de la madera en hasta
'\. \. 1\- ~u
8310.
~
..e
O,
02 •
,"i-... La mayoría de las propiedades mec&ni
28'l cas (a excepci6n de la tenacidad o im

O o "
I o .
~ pacto) disminuyen cuando la teq¡eratura
temporal, a la cual est& sometida la ma
dera, es superior a la teq¡eratura am
05 10 15lD2551~40e!lO
eon-.4o" _ _ biental (20'C) y, aumentan para teq¡era
turas menores a la del aroiente. Para
que ello suceda, los valores de la tem
peratura temporal deben ser tan a 1tos
FlQlRA 1.25. Relación entre resistencia como 204'C y tan bajos como - lSO'C.
y canten ido de humedad en
probetas de Picea sitchen
siso
e) Albura y Our...n:
d) TelIIMIratura:
La albura, aparte de su funciOn de so
En general. las propiedades mec&nicas porte, es de I~rtancia vital en la VI
de la madera decrecen cuando ella se ca da del &rbol, pues por sus tej idos se
1ienta y a.-entan cuando la IMdera se conduce la savia desde el suelo hasta
enfrla. La relación entre la resisten las hojas. En la primera etapa de vida
cia de la madera y la tenperatura de ex del &rbol. toda su seccl6n transversal
posición es aproxlmadlJlll!nte lineal sleñi es albura. A medida que el &rbol crece,
pre que su contenido de humedad perma parte de la albura se transforma en du
nezca constante y las tenperaturas seañ ramen. La funcl6n de fste es 5610 de
inferiores a 150'C. sujeción o soporte mec&nico.

Los efectos de la tealP4!ratura sobre Numerosas experiencias han demostrado


la resistencia y propiedades eUsticas que. en general, no existe diferencia
de la ..dera pueden clasificarse como significativa entre las propiedades me
tempera les y permanentes. c&nicas de madera de albura y duramen7
1-28

TAillA 1.8.
l'
INCREMENTO PROMEDIO DE LAS DISTINTAS PROPIEDADES MECANlCAS AFECTADAS
POR CADA DE VARIACION DEL CONTENIDO DE HUMEDAO.

PORCENTAJE DE AUMENTO
PROPIEDADES HECANlCAS AFECTADAS ~

FLEXION ESTATICA
- Tensi6n en el lImite de proporcionalidad 5
- MOdulo de rotura 4
- MOdulo de elasticidad 2

COMPRES ION PARALELA A LAS F18RAS


• Tensi6n en el lImite de proporcionaliaad 5
- Tensi6n mAxima 6
COHPRESION NORMAL A LAS FI8RAS
- Tensi6n en el lImite de proporcionalidad 5,5
DUREZA
- Paralela a las fibras 4
- Normal a las fibras 2,5

CIZALLE PARALELO A LAS FI8RAS


- Tensi6n mAxima 3
TENSION NORMAL A LAS FIBRAS
- Tensi6n mAxima 1,5

Existen sI, algunas excepciones a es un método estandarizado, la madera que


ta regla, las cuales dependen fundameñ asl se obtiene no tiene di ferencla en
talmente de la densidad de aas zonas sus di sti ntas propiedades, den vada de
y de los defectos que prevalecen en la temporada de corte.
ellas.
g) Trata~lento de la madera:
f) Temporada de corte:
Numerosas investigaciones afirman que
Existe la creencia que la temporada los efectos de los tratamientos de la
de corte, influye sobre las propiedades madera, sobre la resistencia de ella,
de una especie maderera. Se asigna, a se deben principalmente al métoao ae
la madera cortada en invierno, ciertas aplicaci6n del preservante y no a las
ventajas sobre la que se corta en otra sales de impregnaci6n usadas.
estaci6n: mayor durabilidad, mejor co
lor, y aOn, una mayor resistencia. - El debilitamiento que se origina en la
resistencia se debe a las altas tempera
Esta creencia no esU respaldada por turas y presiones inherentes a algunos
ninguna investigaci6n efectuada con tal procesos de tratamiento, a fin de obtener
fin. Lo que se reconoce es que las con una satisfactoria impregnaci6n. Esto es
diciones cl imAticas a que puede quedar particularmente crftico cuando se usa
expuesta la troza, una vez cortada, son prolongados perIodos de alta tempera tu
distintas y ellas tienen influencia so ra, con grandes presiones, en maceras
bre la madera que se obtiene. - refractarias o di flci les de impregnar.
Si el ~rbol se tala en cualquier esta Sin embargo es posible usar temperatu
ci6n o temporada y se procesa inmediata ras presiones y perfodos de apl icaci6ñ
mente después del corte, procediendo moderados, usando técnicas complementa
posteriormente a un secado en horno, con rlas al proceso de impregnaci6n. -
\-29

1.4.4 ~amiento de Especies Madereras sistencia unitaria a nuestras maderas. aun


que recen en Chile segan sus Pro- cuando sea en forma aproximada y proviso
Piedades MeCanlcas ria y mientras se implemente y desarrol re
un sistema lOOderno de clasificaciOn mec~ni
El agrupamiento de las especies made ca de madera. 1a norma NCh 1989 propone uñ
reras según sus propiedades mec~nicas es procedimiento basado en el método austra
una etapa necesaria para posteriormente 1iano para agrupar las maderas Que creceñ
aSIgnar las tensiones admisibles a las ma en el pals, de acuerdo a sus propiedades
mec~nicas. Este agrupamiento constituye
deras Que se usan en la construcciOn. -
una etapa necesaria para posteriormente
proceder, con la asignaciOn de las tensio
El agrupamiento de maderas destinadas nes admisibles a las diferentes especies
a fines estructurales. consiste en crear madereras Que se destinan a la construc
un conjunto de especIes madereras hipotéti ciOn. -
caso caracterizadas por determinadas pro
piedades resistentes. de rodo Que cualquier La aplicaciOn del método especIfIcado
madera puede identificarse dentro de tal en la norma NCh 1989. usando los datos con
conjunto, coro equivalente a una de tales Que se cuentan a la fecha para las diferen
especies madereras hipotéticas. tes especies madereras crecidas en el pals-;
da COlOO resultado la agrupaciOn. según re
A fIn de proporcionar valores de re sistencia. se~alada en la Tabla 1.9.

TABLA 1.9. AGRUPAMIENTO DE LAS MADERAS CRECIOAS EN CHILE.

CONTENIDO DE HUMEDAD DE LA MADERA


VERDE (H ~ 3DS) SECO (H • 12S)
GRUPO ESPECIE MADERERA GRUPO ESPECIE MADERERA
E2 Euca I i Pto ES 2 Euca I ioto
Aroro aus tra 1iano Aroro australiano
E3
Ulro ES 3 Linaue
Araucaria Araucaria
Colgoe CoigOe
CoigOe (Chlloé ) CoigOe (Chiloé)
ColgOe (Maga llanes) Laure l
E4 Raull ES 4 Lenga
Roble Ha~lo hojas largas
Roble (Maule) Roble
lineo Roble (Maule)
Renoval de raull Tlneo
Ulro
Alerce Alerce
Canelo (Chiloé) Canelo
Ciprés de la Cordillera Canelo (Chi loé)
Ciprés de las Guaitecas Ciprés de la Cordillera
Laure I CoigOe (Magallanes)
ES Lenga ES 5 MaMo macho
Lingue Olivillo
MaMo macho Pino radiata
Olivillo Pino oregOn
Pino oregOn Raull
Tejla Tejla
Renoval de raul!
Alaro Alaro
Pino radiata ES 6 Ciprés de las Guaitecas
E6 5eQuola MaMo hl!llt>ra
Sl'Ouoia
-
')

u s o s y PRO D U e T o S

- CLASIFICACION DE LA MADERA
- DEFECTOS DE LA MADERA
- NIVELES O CATEGORIAS DE DEFECTOS
- ELABORACION DE NORMAS DE CLASIFICACION
- MADERAS COMERCIALES
- USO EN LA CONSTRUCCION
- DIMENSIONES Y PERFILES
- MADERAS RECONSTITUIDAS
UDICE

P&gina

2. usos y PRlIlUCTOS ..•..........•.........•.•.•..•.•...•......•.•••••........•••.•....... 2 - 3

2.1 Clasificación de la Madera . 2 - 3


2.1 .1 Genera 1i dades .. 2 - 3
2.1.2 Principios B.1sicos . 2 4
a. Definición de los defectos .•....•••••••••.••••••••••••.•..••.. 2 - 4
b. Método de medición de los defectos .. 2 - 4
c. Deteminación de niveles o categorías . 2 - 4
d. Elaboración de nomas de clasl ficación ••.•••••••••••••••••. 2 - 4
e. Comprobación pr&ctlca . 2 - 4

2.2 Defectos de la Madera . 2 - 5


2.2.1 Definición de Témlnos . 2 - 5
a. Ténninos generales . 2 - 5
b. Téminos relativos a la geOllletrra de una pieza . 2 - 5
c. Defectos de la Madera .. 2 6

2.3 Ni veles o Categorras de Defectos . 2 - 21

2.3.1 Clasificación por Aspecto .. 2 - 21


2.3.2 Clasificación por Resistencia .••.•••••••••.•••••••••••••••••.••.•. 2 - 23

2.4 Elaboración de Nol'1ll4s de Clasificación .. 2 - 23


2.4.1 Tipo de Clasificación . 2 - 23
a. Clasl ficación por aspecto . 2 - 24
b. Clasl flcaclón por resistencia .. 2 - 24
2.5 Maderas Comerciales . 2 - 25
2.5.1 Especies Madereras Nativas .. 2 - 25

2.5.1.1 Conrferas . 2 - 25
2.5.1.2 Latifolladas .. 2 - 31
2.5.2 Especi es Madereras Exóti cas . 2 • 54
2.5.2.1 Conrferas . 2 - 54
2.5.2.2 Latifolladas . 2 - 57
2.6 Uso en la Construcción 2 - 61
2.7 Dimensiones y Perfiles 2 - 61

2.7.1 Madera Aserrada y Cepi liada . 2 - 61

2.7.1.1 Contenido de Humedad de Referencia .. 2 - 61


2.7.1.2 Unidades ••.•••••••.•••••••••.••••••••••••••••••••••.••••••• 2 - 61
2.7.1.3 DllIl!nslones NOIIlnales . 2 - 61
2.7.1.4 Tolerancias ••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••• 2 - 61
2.7.1.5 Especl flcaclones . 2 - 61
2.7.1.6 SObredlmenslones para la Madera Aserrada en Estado
Verde . 2 - 65
2.7.1.7 Dimensiones a Considerar de Acuerdo a la Humedad de
la Madera en el Momento de la Construcción y Puesta
en Servicio .. 2 - 65

2.7.2 Perfiles . 2 - 67

a. Revestimientos verticales . 2 - 67
b. Revestimientos horizontales . 2 - 68
c. Tabla para cercos . 2 - 70
d. Tablas para pi sos •••••.....••••••..••.••.......•....••.......•••• 2 - 70
e. Tablas para cielos . 2 - 70
f. Revestimientos horizontales tinglados . 2 - 71
g. Traslapos . 2 - 72
h. Cua rto de rodón . 2 - 72
i. Esqui neros . 2 73
j. Tapa junta .. 2 - 73
k. Gua rdapo I vos . 2 - 73
l. Corni sas . 2 - 74
m. Junqui 110 . 2 - 75

2.8 Maderas Reconstl tui das .. 2 - 75

2.8.1 Definición y Clasificación de los Distintos Tipos de Tabl~.


ros . 2 - 75

a. Tableros de fibra . 2 - 75
b. Tableros de partículas . 2 - 77
c. Tablero contrachapado . 2 - 77

2.8.2 Proceso de Fabricación .. 2 - 78

a. Tableros de fibra .. 2 - 78
b. Tableros de partículas . 2 - 81
c. Tableros contrachapados . 2 - 84

2.8.3 Tipos de Tableros que se Fabrican en Chile, sus Propiedades


y Aplicaciones . 2 - 86

a. Tableros de fl bra .. 2 - 86
b. Tableros de partículas . 2 - 94
c. Tableros contrachapados . 2 -101
d. Tableros enll stonados . 2 -102
2-3

2• USOS Y PAOllUCTOS sea de aspecto o de resistencia. Las ca


racterfsticas de cada grupo Quedan determT
nadas fundamentalmente por el uso al Que
ser3 destinada posteriormente la madera.
2.1 Clasificación de la Madera Si se desea emplearla en recubrimientos de
cielos o ...,ros, deber3 clasificarse segan
su apariencia o aspecto, tomando en consi
2.1.1 Genera I idades deración los rasgos atractivos Que preseñ
ta la pieza en la superficie Que Quedar3 ¡
la vista. La madera destinada a pisos, de
Las piezas de madera, ta 1 como sa len ber3 clasificarse considerando como prlncT
del aserradero, presentan gran variación pal requisito la resistencia Que tiene aT
en apariencia, resistencia y durabilidad desgaste. Al clasificar material para vi
debido a las irregularidades ffslcas, Quf gas, pi lares, pie derechos, etc., deberr
micas o ffslco-Qufmicas Que les son pro tomarse como requisl to la selección la re
pias y genera lmente determinan una I iml ta sistencia a los esfuerzos a Que se solicl
ciOn en su uso o apl icación. Lo anterior tar3n tales elementos estructurales. -
significa Que existe un amplio rango de va
riabilidad en su resistencia, utilidad y
va lor. Por lo tanto, uno de los requ i s i De lo anterior se desprende la necesl
tos para el ordenamiento del mercado de la dad de Que ex i stan métodos de e 1as if i ca
IIloldera, es el establecimiento de grupos ción Que dependan del uso Que se va a dar
que permitan usar siempre una misma cali a la madera.
dad para un mi smo propós i to; Que proveañ
al comprador y vendedor de un cri terio me Dos son los principales tipos de cla
diante el cual puedan precisar el tipo y sificación Que se conocen para madera ase
calidad de la madera Que se comercia; Que rrada: por aspecto y por resistencia.
permitan uniformar la producción y, final
mente, sacar el m.1ximo partido a las venta La clasi ficación por aspecto se esta
jas y posibi 1idades del producto.
blece bas3ndose en una inspección visuaT
de las caracterfsticas ffsicas de las pie
El procedimiento mediante el cual se zas. dando especial importancia a la pre
hace la separación en grupos del producto sentación de la madera para aquellos usos
obtenido de la troza se denomina clasifica en los cuales su principal requerimiento
ción de la madera y el conjunto de disposT es su apariencia. Este tipo de clasifica
ciones Que rigen cada uno de estos grupos';' clón no considera la resistencia de las
se llalla grado. piezas clasificadas.

La norma chilena NCh 992, define: La clasificación de la IIladera aserra


da por resistencia se establece basandose
Grldo. Conjunto de disposiciones o en la presencia, detectada visualmente, de
los defectos Que Influyen sobre su resls
limitaciones de los defectos de la -adera, tencia. tales como: nudos, fibras desvia
que perml te agrupar piezas de madera. das, grietas. etc. El procedimiento coñ
siste en definir diversos grados mediante
Clulflcaclón. Separación y ordena la limitación de las dimensiones de los de
ción de las piezas de madera en grupos Que fectos mbimos admitidos en cada uno ele
cuq¡lan con los requisitos de cada grado ellos y Que alteran la resistencia de la
establecido. madera.

Defecto. Cualquier irregularidad ff La norma chilena NCh 993. define:


sica o Qur.ica, o ffslco-Quflllca de la lIi
dera Que afecta su aspecto. resistencia o Clasificación por aspecto. Clasifica
durabll idad, detel'lllnando genera lllente una clón Que se efectOa considerando la apa
lIlIitación en su uso o aplicación. riencia o aspecto de la madera como princl
pal requisito de acuerdo al uso a Que ella
se destine.
Por lo tanto, el propós i to fundamen
tal de una clasificación de la madera ase Clasificación por resistencia. Clasi
rrada es el de ubicar cada pieza dentro dé flcaclón Que se efectaa considerando la Ñ!
grupos con caracterfstlcas setlejantes. ya slstencla de la madera a los esfuerzos "!
2-4

c~nicos como el principal requisito, de o categorlas tal Que permita a todas las
acuerdo al uso a Que ella se destine. especies ser representadas, teniendo en
cuenta las caracterlsticas de los defectos
La clasiflcaci6n de la madera, tanto que se encuentran en cada una de ellas.
por aspecto como por resistencia, no puede También deber~ considerarse y decidirse en
considerarse como un procedimiento exacto, esta etapa la forma de del imi tar el defec
deoldo a Que est~ basada en una inspecci6n to, considerando su tamaño absoluto en fuñ
visual de cada pieza, en la cual se evalOan c16n de alguna de las dimensiones de la
la ubicaci6n, el tamaM y naturaleza de pieza o elemento en el cual aparece el de
los defectos Que aparecen en la superficie. fecto.
Esta operaci6n descansa, en gran medida,
en el buen criterio del clasificador.
dl Elaboracl6n de norwas de clasiflcaclCln

2.\.2 Principios ~sicos Teniendo en cuenta un uso bien deter


minado para la madera que se clasifique"7
Para desarrollar una clasificaci6n de se proceder~ a considerar cada uno de los
la madera, se debe tener en cuenta ciertas defectos que se presentan en la madera y a
etapas Que, s i se s iguen en e larden ade darle una importancia relatlva en funci6n
cuado, simplifican el proceso y lo normalT de ese uso (por ejemplo: La incidencia del
zan. Estas etapas son: defecto nudo puede ser diferente si se cla
siflca la madera por resistencia o por as
pecto, y adem.!s, la relaci6n de importañ
a) Definlcl6n de los defectos cia que puede existir entre defectos, taiñ
bién puede ser diferente en dos clasifica
ciones distintas). -
En esta etapa se deben considerar y
deflni r claramente todos los defectos Que LoS lImites para cada defecto en cada
puedan presentarse en la madera, que sean grado deben ser posibles de controlar me
detectables a simple vista y que interesen dlante la determinación de niveles hecha
en una clasificaci6n. con anterioridad. Estos mismos lImites de
ber~n ser establecidos en el proceso dE!
bl Ml!todo de Edlcl6n de los defectDs elaboraci6n de las pautas de clasificaci6n,
de tal manera que en cada grado que se pro
ponga tenga cabida una cantidad significa
Previamente definidos los defectos, tiva de la especie clasificada. Esto OltT
debe procederse a determinar el modo de me mo debe realizarse por medio de una comprO
dlrlos. Es importante considerar los diTe baci6n pr~ctica que constituye la quinta
rentes tipos de clasi ficaciOn que puedeñ etapa del proceso de clasificaci6n •.
existir (clasificaci6n por aspecto y clasi
ficaci6n por resistencia) y determinar uñ
método anlco de medici6n de defectos Que el ~roblIclCln prlctla
sea adecuado a todos ellos.
Esta debe realizarse como un medio de
Este Oltimo es especialmente I~rtan verificar que los lImites previstos para
te, por cuanto establece un criterio com6ñ cada grado, (en cada uno de los defectos)
y Onico en la evaluación de los defectos y permitan una clasificaci6n adecuada, desde
determina que los clasificadores, en la el punto de vista de que en cada una de
apl icaci6n pr~ctica de cada tipo de clasi las calidades aceptadas se incorpore, en
ficaci6n, deban recordar un solo método de volumen, una parte importante de la pabla
medici6n para cada defecto. cl6n que se clasifica. Ello esU orienta
do para evitar que se produzca un desequT
librlo entre los distintos grados, (evitañ
cl DetarwlnaclCln de niveles o ate90rfas do, por ejemplo, una clasificaci6n de muy
pocas piezas en el primer grado, y/o una
desclasi flcaci6n o rechazo de un porcenta
Considerando la definlci6n dada a ca je muy elevado de ellas). -
da defecto, conjuntamente con su ~todo de
medici6n y, teniendo en cuenta que cual
quier tipo de clasificación puede ser lle Las etapas anteriores determinan tam
vada a efecto en cualquier especie, es ne bién una secuencia cronol6gica que debe se
cesario establecer una cantidad de niveles guirse en la clasificaci6n de la madera:-
2-5

No es posible saltarse etapas ni alterar iv ) Fibra: Disposición de los elementos


el orden de ellas. La elaboraciOn de nor cons t i tut i vos de 1a madera. en di rec
mas de clasificación. sin pasar por las ción longitudinal. Se conoce tambiéñ
etapas previas. o sin una co~robación pr&c por Ilgranoll I Ilhi lo". lIhebra ".
tica posterior. puede traer consigo la im
posibilidad de aplicar dichas normas eñ v Punto de saturaclOn de la fibra: Es
forma pr&ctica. Existen. en Chile. expe tado de l a madera en el cua 1 e 1 agua
nencias en este sentido. por cuanto se libre na sido eliminada. en tanto las
nan elaborado nonnas de clasificaciOn Que paredes celulares se mantienen satura
no nan Sido co~robadas pr&cticamente o en das. -
las Que el establecimiento de niveles no
na sido estudiado convenientemente. Estas
normas han resultado i~racticables y todo vi ) Velocidad de crecl.lento: Número de
el esfuerzo Que puede haber sido puesto en ani llos de crecimiento por unidad de
su elaboración ha resultado perdido. longi tud.

La nonna chilena NCh 992 conteq¡la


las dos primeras etapas al definir todos b) Té.-lnos relativos a la ge<llIIetrla de
los defectos Que se consideran en la clasi UIIIpieza
ficación visual de piezas de madera aserra
da y al establecer los métodos Que debeñ LOS términos Que siguen se han graf.!.
aplicarse para efectuar la medición de ta cado en la Figura 2.1.
les defectos. -

Arista: LInea recta de intersección


2.2 Defectos de la IoIadera de las superficies Que forman dos la
dos adyacentes.
Antes de definir los defectos Que in
teresan en una clasi ficación de la madera i i ) Clbeza: Secc iOn transversa 1 de cada
aserrada. se incluir&n los términos genera extremo de una pieza.
les y los relacionados con la geometrla de
una pieza. Ellos han sido extraldos de la
norma chi lena NCh 992 y son necesarios pa iil) Cintos: Superficies planas. menores
ra c~render mejor las definiciones y ~ y normales a las caras paralelas en
todos de medición de los defectos de la mi tre sr y al eje longitudinal de una
cera. Que se dar&n m&s adelante. pieza.

iv ) Clras: Superficies planas mayores.


2.2.1 DefiniciOn de Términos paralelas entre sI y al eje longitudi
nal de una pieza o cada una de las sü
al Térwlnos generales perficies planas de una pieza de see
clón cuadrada.
j ) Anillo de crecl.lento: SecciOn trans
versal de la capa de leila fOnMda dü v Bonlt de UIII cara: Zona de la super
rante un perlado vegetativo. Que se ficle de una cara Que abarca todo eT
caracteriza por el contraste m&s o Ne largo de una pieza y Que Queda limita
nos marcado entre el lello tardlo de da. en el ancho. por UIII arista y por
un perIodo y el le~o t~rano de otro. una lInea imaginaria paralela a la
arista y a una distancia de ésta igual
ji ) CllIbrador: Pieza meUlIca delgada. a la cuarta parte del ancho de la pieza.
adecuadamente graduada Que se utiliza
en la medición de las profundidades vi ) Zona central de UIII cara: Zona de la
de 9rietas. rajaduras. etc. superficie de una cara Que abarca to
do el largo de una pieza Que Queaa
¡ji) Dlteetor de Inclinación de la fibra: comprendida entre los bordes de la ca
Di spos i ti vO Que consta de un v&stago ra. El ancho de esta zona es igual a
Que gira libremente en torno del man la mitad del ancho de la pieza.
go donde se sostiene. Posee una agü
ja en su extremo con la Que se detee vii) Escuadr(a: Expresión numérica de las
ta la dirección de la fibra de la mi dimensiones de la sección transversal
dera. de una pieza.
2-6

viii) Ancho: Dimensión mayor de la escua x Longitud: Distancia entre cabezas de


drla. una pieza.
ix ) Espesor: Dimensión menor de la escua
drla.

ARISTA

CANTO

CARA

CABEZA

0=
ANO<>

L =LONGrTUO

fllUlA 2.1. Términos relativos a la geometrla de una pieza.

e) Defec:tos de la ItIden Cuando aparece sólo en la cabeza. se


constata su presencia. Ver Figura 2.2.
A continuación se deflnlr!n los dls
tintos defectos que pueden aparecer en la
madera y se describlr!n los métodos de me
dlción o cuantificación de ellos.

En el presente Capitulo se ha unido


la definición y la cuantificación o medi
ción para un mismo defecto, con el fin <le
concentrar la información y hacer las acla
raciones que sean necesarias.

Las definiciones y los métodos de me


dición se han extra Ido de la norma NCh 9927

Acebolladura :
Es la separación del leno entre dos
anillos consecutivos.

Cuando aparece en las caras o cantos,


se mide su longitud y separación m.!xima fllUlA 2.2. Forma y medición de una ace
(lIII1) • bolladura.
2-7

Agujero ylo nudo suelto : (mm) entre la arista y una llnea paralela
a ésta y tangente al agujero y/o nudo suel
Acertura de sección aproximadamente too Ver Figura 2.4.
cIrcular, originada principalmente por el
desprendImIento de un nudo. Ver Figura 2.3.

,
~
E~~----~
I

,~
FIGURA 2.4. Medición de agujero y/o nu
do suelto en la arista. -
FJ6IlIlA 2.3. Medición de agujero ylo nu
do suelto.
b) Agujero ylo nudo suelto en el borde de
Si no interesa su posición en la pie la cara
za, la norma establece que se debe calcü
lar el di!metro medio, midiendo sus di!me Se mide su dimensión entre dos lIneas
tros mayor y menor, en mi llmetros, y ca lcü paralelas a la arista y tangentes al aguje
lando el promedio. - ro y/o nudo suelto (mm). Si el defecto es
ta cortado por una arl sta, se mide su dí
mensión entre la arista y una lInea para le
El espaciamiento o distancia entre la a ésta y tangente al agujero y/o nudO
agujeros es otra caracterlstica que intere suelto. (ver Figura 2.5). Si est! UOlca
sa medir. Al limitar esta distancia, que do parcialllll!nte en la zona central de la
da I¡mi tada, a su vez, la cantidad de agü cara, se le debe considerar como pertene
Jeros que pueden existir en la pieza. La ciente al borde de la cara, SI mas de la
I1'edición debe hacerse en a11 llmetros , en mi tad de su !rea esta ubicada en este sec
una dirección paralela a los cantos, entre toro -
los bordes Illo!s cercanos de dos agujeros ad
yacentes. A veces Interesa la ubicaclOn
Que tiene el agujero ylo nudo suel to en la
pieza. La posición de este defecto es de
terminante en el tipo de magnitud de las
propiedades resistentes alterada por él.
As!, un agujero en o cerca de un canto,
afecta fuert_te la resistencia de trac
ción o cOlllPreslón de una pieza sollcl taáa
por flexión. En call1blo, un agujero en el -
---=tI'
o/,
centro de la cara de esa pieza, alterar!
rn.ls su resistencia de cizalle cuando se
-+:-
~'
aplica a ella el IlIiSlllO esfuerzo de flexión.

segOn la posición del defecto en la


----c§
pieza, se tendr!n los siguientes métodos
de medición:

al ~jero ylo nudo suelto en la arista


FUUlA 2.5. Medición de agujero y/o nu
se Mide su dlllll!nslón. tanto en la ca do suel to en el borde de
ra como en el canto, mediante la distancia la cara.
2-8

el Agujero y/o nudo suelto en el canto Albura :

Se mide su dimensión entre dos lIneas Capa si tuada entre el duramen y la


paralelas a la arista y tangentes al defec corteza, Que frecuentemente contiene a lmi
to (mm). Si el agujero y/o nudo suelto es dón y otros materiales de reserva. Es, ge
t3 cortado por una ari sta, se mide su di neralmente, de color m.1s claro, m.1s permea
mensión entre la arista y una lInea parale ole y menos duraDle Que el duramen. -
la a ésta y tangente al defecto. -
Se estima su 3rea sobre la cara conSl
de rada y se ca lcula el porcentaje (~) Ce
superficie Que tal 3rea representa con res
pecto a la superficie total de la cara:-

No es un defecto. Para determinados


usos resulta indeseable. Tal es el caso
de la madera proveniente de especies en las
cuales la albura y el duramen tienen dife
rente color. Su apariencia no es unifonne
y con ello puede no resul tar conveniente
para un recubrimiento. Otro moti vO puede
ser la menor durabilidad Que presenta ante
agentes biológicos o insectos. Lo anterior,
para determinados usos, puede llevar a la
eliminación de todas las piezas Que la con
tengan.
Fl9JRA 2.6. Medición de agujero y/o nu
do suelto en el canto.
Para considerar estos casos, se ha in
cluido la albura con los defectos, de modo
de 1 imitar o el imlnar su presencia en las
d) Agujero y/o nudo suelto en la ZOOl ceo piezas seleccionadas, cuando ello se esti
tral de la cara me conven i ente.

Se miden Sus di3metros mayor y menor Por otra parte, se ha demostrado Que
(mm) y se calcula el dUlIli!tro ~io. Si no existe diferencia significativa entre
esU ubicado parcialmente en el borde de la resistencia de madera de duramen y la
la cara. se considera como perteneciente a de albura, para los diferentes esfuerzos a
la zona central, si m.1s de la mitad de su Que puede Quedar sometida.
3rea est3 ubicada en esta zona. Ver Figu
ra 2.7. -
Bolsillo de corteza y/o resina

al Bolsillo de corteza: Presencia de una


masa de corteza total O parcialmente com
prendIda en el lello.

Se conoce también por ·corteza inclui


da".

b) Bolsillo de resina: Presencia de una


cavidad bien delimitada y Que contiene
resina o tanino. Se conoce también por
"bolsa o lacra".

En al1lbos se determina la superfIcie


(cm') y su ancho m.1Xlmo (mm), midIendo
FlQlllA 2.7. Medición de agujero y/o nu la DistanCIa entre dos lIneas paralelas
do suelto en la zona ceñ a las arlst.as de la pieza y tangentes
tral de la cara. al defecto.
p~;-' ,,.........,..:-.(.,6,, 2·9
-- l ... ~ ~ . t~L
li"S¡,¡Ll ..

Cuando estA cortado por una arista se


mide el ancho m.1xil1l) por la distancia en
tre la ari sta de la pieza y una lInea para
lela a ella y tangente al defecto. Ver FT
gura 2.8. -

FIQIRA 2.10. MediclOn de bol si 110 de cor


teza y/o resina en el borde
FUUlA 2.8. HediciOn de bolsillo de cor de la cara.
teza y/o resina. -

Los efectos Que tiene el bolsi 110 de


corteza y/o resina sobre la resistencia,
son los misl1l)s descritos para el agujero
y/o nudo suelto, es decir, altera la resls
tenCla a la tracciOn, a la compres iOn y aT
cizalle, según sea la posiciOn del defecto
yel tIPO de sol ici taciOn a Que estar~ so
metida la pieza. La me<1iciOn depender~ de
la ubicaciOn Que tiene el bolsi 110 en la
pieza. segOn sea tal posiciOn, se tendr~
los siguientes métodos de me<1icIOn.

1 ) BolSillo de corteza y/o resina en la


arista. Véase Figura 2.9. FUUtA 2.11. MediclOn de bOlSIllo de cor
ten y/o resina en el cañ
too

il ) Bolsillo de corteza y/o resina E!l'I el


bOrde de la cara. Véase figuf'e 2.10.

iii) Bolsillo de corteza y/o resina en el


canto. Véase Figura 2.11.

iv Bolsi 110 de corteza y/o resina en la


zona central de la cara. Véase Fig~
ra 2.12.

La mediclOn de cada uno de estos de


fectos, considerando su posiciOn en la pie
FlQlRA 2.9. HedlciOn de bolsillo de cor za, es exactamente la lIIi sma que se ha des
teza y/o res Ina en la aris crito para el agujero y/o nudo suelto. Ver
~. - Figuras 2.9 - 2.10 - 2.11 ·2.12.
2-10

Se mide la inclinaclOn de la fibra en


la cara Que presente mayor InclinaCIÓn y
sobre una distancia suficientemente grande
Que permita apreciar Su desviaCIÓn general,
despreCIando leves deSVIaCIones locales.

El proceso de medICIÓn es el slgU¡e~


te:

al MedIr la ¡nclinaciOn de la fibra •


.......

FIQJRA 2.12. Medición de bolsillo de cor Mediante una linea recta, paralela a
teza y/o res ina en la zona las grietas superfiCIales de la made
central de la cara. ra. o

ii ) Mediante el uso del detector' de Incll


Fibra desviada : naciOn de la fibra. Ver Figura 2.14~

n
OesviaciÓn angular Que presentan los
elementos longitudinales de la madera con
respecto al eje longitudinal de la pieza.

La fibra incl inada no afecta lIlIyonnen


te la presencia de una pieza de madera. -

En carroio. el efecto de la inclina


ciOn de la fibra sobre la resistencia es
bastante fuerte. debido a la elevada anlso
tropla de la madera. Si un elemento coñ
tiene fibra inclinada y est~ sometido a es F1QJRA 2.14. Oetector de la .nclinaclOn
fuerzos extremos de tracciOn o c~resión7 de la fibra.
en la madera se inducen cOJ1"!lonentes de es
tas tensIones. en direcciÓn normal a la dí
recciÓn de las fibras. Que producen un coñ
slderable debilItamIento de la resistencia b) Calcular el resultado mediante la razOn
de la pIeza en el sentido longitudinal. BC/AC. Expresar el resultado como "uno
Ver Figura 2.13. en X". siendo X el nOmero de veces Que
la longitud BC esU comprendida en la
longitud AC. Ver Figura 2.15.

¡,... .... \--'11


. . if! t¡¡
¡ n

.\
y

F1Q1l1\ 2.13. Efecto de la InclinaciÓn de


la fibra sobre la resisten FIQIlI\ 2.15. Medición de la desviaciÓn
cia. de la fibra.
2-11

e) Cuando la fiDra se presenta en espi ra l. Madera de relIcci6n :


medir su inclinaci6n. tanto en el canto
coro en la cara. y calcular la inclina
ci6n real. mediante la ralz cuadrada de Madera anormal Que suele formarse en
la suma de los cuadrados obtenidos. algunas zonas limitadas de ramas o fustes,
caracterizada por su color, consistencia y
propiedades distintas del resto del le~o.
Ejemplo: Si las desviaciones son:

1 en 18 y en 12. la incllnaci6n real re Puede ser madera de compresl6n o made


sul ta : ra de tensi6n.

a 1 Madera de ~resi6n: Madera de reac


)(1/18)' + (1/12)".1/10 ci6n Que se forma en las confferas. be
neralmente es m.!s clara Que la madera
normal.

El método m.!s general izado en la ac


tualidad. para determinar la inclinacian b) Madera de tensi6n: Madera de reacc i6n
de la fibra. consi ste en usar el "detector Que se forma en las latifoliadas.
de inclinaci6n de la fibra". El surco Que
la aguja de este dispositivo deja en la su
perficie de la pieza. indica la direccian Las piezas Que contienen madera de
de la fibra inclinada. reacci6n se excluyen, pues ella presenta
caracterlsticas enteramente di ferentes de
la madera normal, pudiendo involucrar un co
lldula : lor diferente, alabeos exagerados, propie
dades resistentes m.!s bajas, contracciones
Parte central del tronco. constituida longitudinales anormales, etc.
especialmente por tej ido parenquimatoso y
blando.
Nudo :
En una clasificaci6n por aspecto im Tej ido le~oso. dejado por el desarro
porta su presencia, pues su const! tuci6n7 110 de una rama. cuyo aspecto y propleaa
tejido blando y nor!llalmente m.!s oscuro, des son diferentes a los de la madera de
afectar~ el aspecto de la superficie Que las zonas circundantes.
quedar~ a la vista.

Se mide su ancho m.!xiro y su largo o al .udo ftrle: Aquel Que est~ adherido so
suma de largos (mm). Ver Figura 2.16. lidariamente alieno circundante.

bl Nudo suelto: Aquel Que provoca una dis


continuidad en las fibras de la madera
y Que. adem.!s. puede encontrarse rodea
do de corteza. se conoce también por
"nudo flojoll.

Un nudo podr~ considerarse decorativo


o indeseable y. en anDos casos. convendr~
establecer 1imitaciones para Su tamano y
espaciamiento. con el fin de uniformar la
presentac16n de las piezas clasificadas con
un determinado grado.

Respecto a Ia forma de med i r 1os, la


norma establece:

Nudos: Tanto para los firmes coro pa


FI6URA 2.16. Mtdici6n de la -'dula. ra los sueltos, cuando no interesa su ubT
2-12

caclón dentro de la pieza, se miden sus di! lUlo en la arl sta: Es aQue 1 cortado
metros mayor y menor (mm) y se calcula eT por una arista Que lo divide en dos
di!metro medio. Ver Figura 2.17. partes, cada una de las cuales apare
ce, respectivamente, en el canto y ca
La distancia Que existe entre dos nu ra Que concurren a dicha arista. -
dos cualesquiera, se llama espaciamiento y
;e mide a lo largo de la pieza. Ver Figu
ra 2.17. -

1OOr.--,.--,-----,-----,-----r---,

.
ü
zec+--_lJ\'l.;~~.----+-_+-_l-_¡
~
Ul

~ 7I:l,f---+-~ii±-----"~,_+--+--

FIQJRA 2.17. Medición de un nudo en una ~6d--+-_1~¡;"...+-~~:-+--


clasificación por aspecto.
:
Al cons iderar e 1 efecto de los nudos TAMAÑO DEL NUOO
sobre la resistencia de la madera, debe te ANCHO o ESPESOR
nerse presente Que un nudo completo es, de
forma cónica, con la cOspide hacia la médu
la del tronco. La forma de la sección ex
puesta en la superficie de una pieza ase FUllRA 2.18. Efecto del lamano y ubica
rrada, variar! con la dirección del corte7 ción de los nudos sobre la
resultando de ello diferentes tipos de nu resistencia.
dos: circulares, ovalados, alargados, etc7
El efecto debilitador de un nudo es ocasio
nado por la desviación local de las fibras
de la madera Que se produce y no por la po Se mide su dimensión tanto en la cara
sible calidad inferior del material deT c.- en el canto. Illediante la distancia
cual esU COIIpuesto el nudo. El taJlafto es (1lIIl) entre la arista y una lfnea paralela a
una medida de las desviaciones de fibras ésta y tangente al nudo. Ver Figura 2.19.
Que él ocasiona y, por lo tanto, Indicador
de las magni tudes de los componentes de
tensiones Que se originan en la dirección
normal a la de aquélla de las fibras de la
pieza y Que alteran su resistencia.
Se ha establecido una correlación en
tre la resistencia de un elemento y su ra
zón de nudos, esto es, razón formada entre
el tamano del nudo y el ancho de la cara o
canto en el cual aparece. Esta correlación
toma diferentes valores segOn sea la ubica
clón del nudo en la pieza. Véase Figura
2.18. En ella se observa Que un nudo dis
minuye m!s la resistencia de la pieza, cua~
do esta ubicado en los bordes de la cara,
Que cuando se encuentra en el centro o en
el canto, por ejemplo.
LOS diferentes casos de nudos, segOn FlliIlRA 2.19. Medición de nudo en la ari!.
su posición en la pieza, son: tao
2-13

11 ) lUlo en la cara: Es aquel Que apare


ce ubicado entre las aristas de la ca
ra de una pieza. -

Puede ser nudo en e 1 borde de una ca

.,-
ra o nudo en la zona central de una
cara.

1i l) lUlo en el borde de unII cara: Se mi


de Su dlmensi6n entre dos lIneas para
lelas a la arista y tangentes al nudO -~--- - _.
(mm). Si el nudo est~ cortado por una
arista, se mide su dimensi6n entre la
arista y una linea paralela a ésta y
tangente al nudo. Ver Figura 2.20.

SI est~ ubicado parcialmente en la zo


na central de la cara. se le debe coñ
si derar como pertenec iente a 1 borde
de la cara, si IMS de la mitad de su F1Q1llA 2.21. Nudos en zona centra 1 de
~rea est~ ubicada en este sector.
la cara.

En este 01 tiro caso, se proceder~ a


medIrlo de acuerdo al criterio defini
do pa ra un nudo en e 1 borde de 1a ca
ra. -

°/4

0/4

F1Q1llA 2.22. Medici6n de nudo en la zo


na central de una cara.

flQllA 2.20. Medicl6n de nudo en el bor Nudos en grupo :


de de la cara.
llos O IMS nudos individuales Que se
encuentran agrupados en una superficie cua
Iv ) lUlo en la zona central de la cara. drada de lado igual al ancho de la pieza7
Véase Figura 2.21. siendo cada uno de ellos una unidad separa
da y totalmente rodeada por las fibras de
la madera. (Figura 2.23).
Se mide su di~metro mayor y menor (l1I\l)
y se calcula el dUmetro medio. Si
est~ ubicado parcialmente en el borde Se determina el di~metro medio (mm)
de la cara, considerarlo como pertene para cada nudo individual y se calcula el
ciente a la zona centra 1, si IMS de di~metro medio para el grupo mediante la
la mi tad de su ~rea está ubicada en suma de los valores individuales. Véase
esa zona. Véase Figura 2.22. Figura 2.23.
2-14

Se miden las distancias (mm) entre dos


lIneas paralelas a las aristas (A) y entre
dos lIneas perpendiculares a ellas (B). Que
sean tangentes a los nudos exteriores del
racimo y Que lo encierran totalmente. Se
considera como di3metro medio del conjunto
a la media aritmética de. las dos distan
cias. Véase Figura 2.24. -

Cuando interesa la ubicaci6n del de


fecto en la pieza, deber~ nacerse como SI
se tratara de un solo nudo, debiendo. por
lo tanto, considerarse nudos en racimo en
la arista, nudos en racimo en el borde de
la cara, nudos en racimo en el canto y nu
dos en racimo en la zona central de la ca
ra. -

FIQIRA 2.23. Medición de nudos en gr!!, Los métodos de medición son exactamen
po. te los mismos definidos para nudos en dife
rentes posiciones. Ver Figuras 2.25, 2.26-;-
2.27 Y 2.28.
Cuando interesa 1a ublcac IÓn de 1 de
fecto en la pieza se debe "considerar cada
uno de los nudos del grupo Individualmente
y llmi tarlos segan su posición en la pie
za, de acuerdo a lo establecido en los de
fectos: nudo en la arista, nudo en el bar
de de la cara, nudo en e I canto y nudo eñ
la zona central de la cara". Lo que Inte
resa es el efecto debilitador que tiene ca
da nudo sobre la resistencia de la pleza7

IiJdDs en rac l.el :

Dos o ~ s nudos agrupados como una


unidad que queda totalmente rodeada por las
fibras del le~o que la circunda. Véase Fi FIQIRA 2.25. MediciÓn de nudos en raci
gura 2.24. me en la arista.

FIQIRA 2.24. Medición de nudos en raci FIGIIRA 2.26. I'edlciÓn de nudos en raci
mo. lIIlen el borde de la cara7
2-15

~-------
---~- -
~

FlliURA 2.27. Medici6n de nudos en raci F16URA 2.28. Medici6n de nudos en racI
rro en e 1 canto. rro en la zona centra 1 <le
una cara.

NOmero de anIllos de crecimiento por cimiento (Ni/cm) Que se obtiene sobre una
unidad de longitud. lInea perpendicular a los anillos. Que pa
sa por el centro de la cabeza de la pieza
Se determina. en cada cabeza de la o Que se inicia a 3 cm de la médula. en ca
pIeza. el va lor promedio de ani Ilos de cre so de haberla. Ver Figura 2.29.

FI6URA 2.29. Medici6n de velocidad de crecimiento.


2-16

HlnchI biol6gic.a : con respecto a una 1(nea recta trazada


por sus aristas.
Cambios de color de la madera producl
do por ~ongos no xi10fagos.

Se estima su ~rea sobre la cara consi


derada y se calcula el porcentaje (1) cíe
superficie Que tal area representa con res
pecto a la superficie total de la cara. -

La manc~a biol6gica no afecta la re


sistencia de la madera, sOlo su presenta
ciOn o aspecto. -

Perfonc:i6n : FIQIRA 2.30. HediclOn de la acanaladu


ra.
Galer(a u otro tipo de orificios, pro
ducldos en la madera por di ferentes espe-
cies del reino animal. - b) ArqUNdura: Alabeo de las caras en la
direcciOn longitudinal. Se conoce tam
En cualquier caso, la madera con este b i én por llcomoado 11. -
defecto debe eliminarse.
En la arQueadura se mide la deforma
clOn m3xlma (nrn) Que presenta una cara
Pudrlc:i6n : con respecto a una 1(nea recta trazada
por las cabezas de la pieza. Ver Figu
DescomposlciOn de la madera producida ra 2.31. -
por la acciOn de oongos xi 10fagos, acompa
nada de un proceso gradua I de camb Ios cíe
caracter(stlcas f(slcas, Qu(mlcas y mecani
caso -

Defecto no admisible en cualquier ti


po de madera.

Una leve presencia de putrefacclOn,


en un elemento de madera, IlIplicara una
creciente reducciOn de la resistencia y,
por lo tanto, ta 1 elemento no sera conve
nlente como material de construcciOn, acíe
m3s Que su presentaclOn e Integridad se ve
ran seriamente afectadas, debido a su des F16URA 2.31. MedlciOn de la arqueadura.
cempasiclOn paulatina. -

Alabeo : c) Encorvadura: Alabeo de los cantos en


la direcclOn longitudinal.
DeformaciOn Que puede exper1Jnentar una
pieza de madera en la dlrecciOn de sus ejes En la encorvadura se mide la deforma
longitudinal y transversa!, o de ambos a ciOn m3xima (nrn) Que presenta un canto
la vez. Puede tener diferentes formas. con respecto a una 1(nea recta trazada
por las cabezas de la pieza. Ver Figu
a) Aullllaclun: Alabeo de las caras en la ra 2.32. -
direcciOn transversal. Se conoce tam
bi~n por "abarquillado". Ver Figura 2.3lr.
d) Torcedura: Alabeo ~elicoidal de la pie
En la acana ladura se mide la deforma za en torno a su eje longitudinal. V~a
ciOn m3xima (1IIIl) Que presenta una cara se Figura 2.33.
2-17

En la torcedura se mi de la deforma na sobre la cual esUn apoyadas las


ción mediante la distancia (mm) de una otras tres esquinas. Ver Figura 2.33.
esquina de la cara a una superficie pi!

----~
Q

"~--~
........
I
_--- L -
~

FI QJIlA 2.32. Medición de la encorvadu fllUlA 2.33. Medición de la torcedura.


ra.

Arisu fal tinte :

Fal ta de madera en una arista de una ma de las magnitudes medidas de ambas arlS
pieza. se conoce talltlién por "canto muer tas faltantes. si no se traslapan. En eT
to", Véase Figura 2.34. - caso de traslapos. tomar como largo la
longitud de la zona afectada. Ver Figura
se mide en la arista. su largo o suma 2.35.
de largos. su mayor dimensión en el canto
(X) y su mayor dimensión en la cara (V).
en l1l1I.

Si en una misma superficie se observa


dos aristas faltantes. se suman correspon
dientemente las magnitudes medidas para las
l1Ilyores dimensiones en el canto (X, + Xl)
o para las mayores dimensiones en la cara
(y, + Y¡). se considera como largo la s!!,

F1lUlA 2.34. Medición de arista faltante.


2-18

L2

.1

FIGURA 2.35. MedlclOn del largo o suma de largos del canto muerto.

COlAPSO : defecto originado en el aserradero. Al 11


mjtarlo. se establecen las dimensiones rea
ReducclOn de las dimensiones de la ma les admisibles. tanto m4ximas como mlnimas
dera que ocurre durante un proceso de seca de la escuadrla resultante. Ver Figura
do sobre el punto de saturaclOn de las fT 2.36.
bras y Que se debe a un aplastamiento cíe'
sus cavidades celulares. Qrl~ I

separaci6n de los elementos constitu


Este defecto no es admisible en la ma tlVQS de la madera, cuyo desarrollo no aT
dera. pues puede afectar la resistencia y c~nza a afectar dos superficies opuestas o
adem4s afecta su presencia. adyacentes de una pieza.
Mediante un calibrador de 0,15 mm de
Escuadrfa Irregular: espesor (véase Figura 2.37) se mide la pro
fundjOad m4xima y la longitud de la zona
(en mlllmetros). en 1a Que e 1 ca 1¡Orador
Variaci6n de la escuadrla nominal de pueda deslizarse dentro de la grieta.
una pieza. producida por la desviaci6n del
plano de corte durante el aserrfo. Puede Cuando en una zona se presentan dos o
mani festarse también en una pérdida de or m4s grietas, se medi r&n s610 las caracte
togona li dad de la secc iOn transversa 1 cíe' rlsticas de la grieta m4s destacada Que se
la pieza. encuentre en la zona afectada por el defec
too Decir la m4s destacada, es referirse
Se determina la diferencia entre la a la m4s profunda, la de mayor 10ngi tud. la
dimensi6n de la zona de irregularidad m4xl Que presente mayor separaci6n de sus fi
ma y el valor correspondiente de la escua bras. Determi na r 1a longi tud de 1a zona
drfa nominal. expres&ndola en porcentaJe afectada no consiste en sumar los largos
(~) con respecto a la dimensl6n nominal
considerada. de todas las grietas Que aparecen en la zo
na. sino en medir la longitud de la griela
m4s destacada Que se presente en dicha zo
La escuadrla irregular es un trpico na. Ver Figura 2.38.
2-19

...
• . en •• 00

On
i- • 1
,
I
a
1" ·1 ,I
,
I
,, I
Subdifft"'ión.
,
I 0" •
° • '00
,,
I
0"

-l

.
Ti
,

PWdido di .. fOrtOM' ....


!"n'
I : ~.100
d

L L,o'::.....----o::~_<:....-_~_...J

ti • O.. wiocieft

F16URA 2.36. DeterminaciÓn de tolerancias en la escuadrla Irregular.

F16U1lA 2.37. Calibrador.


2-20

do por el defecto. Esta proyección de la


rajadura sobre el espesor de la pieza es
lo Que se debe entender como "profundidad"
del defecto rajadura.

Cuando en una zona se presentan dos o


m.ls raJaduras. se meDI r~n sólo las caracte
rfstlcas de aQuélla Que presente la mayor
longItuD. Ver FIgura 2.39.

i---1
--- !

Fl6IJAA 2.38. Medición de grietas.

1IIn:a de sierra:

Depresión en la superficie de una pie


za. producida por un corte anormal. Se co
nace tamb ién por "p Icada" •

Se mide el largo de la zona afectada Fl6IJAA 2.39. Medición de la longitud de


y se expresa como porcentaje (1) de la Ion la zona afectada por ra
gitud de la pieza. jaduras.

Rajadura: Cepi 110 desgarrado :

Separación de las fibras de la madera, Levantamiento de las fibras en las su


Que afecta dos superficies opuestas o ady~ perficies cepi liadas causado por un traba
centes de una pieza. jo defectuoso. OCurre con mayor frecueñ
cla al procesar madera verde.
Mediante un calibrador de 0,15 mm de
espesor, se mide la profundidad mbima y Se mide el largo de la zona afectada
la longitud en mm, de la zona en Que el ca y se expresa como porcentaje (~) De la Ion
1ibrador puede deslizarse dentro de la grie gitud de la pieza.
tao Si la rajadura va de cara a cant07
medl r, adem&s, su proyección sobre el can
to de la pieza (mm). Cepillo ondulado :

Pareciera Que medir la profundidad en Depresiones sucesivas dejadas por las


este defecto no tuviera sentido, puesto cuchillas sobre la superficie de una pIeza
Que, por definici6n, en la rajadura la se cepi lIada.
paraci6n de las fibras afecta a dos super
ficies opuestas, con lo cual la profundidaa
serIa siempre igual al espesor, de la pie se mide el largo de la zona afectada
za, o mejor igual a la distancia entre esas y se expresa como porcentaje (1) de la lo~
dos superficies opuestas. gitud de la pieza.

Sin embargo, cuando la rajadura va de Estos defectos se orIginan en el cepi


cara a canto, o cuando estA comprendida en liado de las piezas y se conSIderan exclü
tre dos superficies perpendiculares de las sivamente en las clasificaciones por aspec
piezas, interesarA conocer Qué porcentaje too En una clasificaci6n por resistencia
(p) del espesor del elemento Queda afect~ no se toman en cuenta.
2-21

cepillado I~leto; Mancha de procesul ento :

Areas de las superficies cepi liadas Cambio de color Que puede producirse
de una pieza Que Quedan sin cepillar. Se en la madera durante los procesos de ase
conocen tanilién por ·faltante". OCurre, rrlo, cepillado, estacionamiento y/o alma
generalmente, en el cepillado de las pie cenamiento. -
zas con defectos; escuadrla Irregular YIO
arista (al tanteo Se estima el ~rea sobre la cara consi
derada en la clasificación y se calcula eT
porcentaje (1) con respecto a la superf.!.
Se mide el largo de la zona afectada cie total de la cara.
y se expresa como porcentaje (1) de la Ion
gituddelapieza. -
Qo do ;
Este defecto originado en el cepilla
do de una pieza, se considera exclusivameñ Carbonización de la madera, durante
te en las clasificaciones por aspecto. su procesamiento, producido por la frIC
ción de la herramienta.

Depresión por cepillado ; Se mide el largo y ancho de la zona


afectada, en millmetros.
Concav, dad produci da durante el cep.!.
II,do de una pieza. Defecto originado en la elaboraciOn
de la madera y Que afecta la presentaciOn
de las superficies de las piezas, por lo
Se mide el largo del defecto, en milI cual se considera exclusivamente en clasi
IIl!tros. Ver Figura 2.40. ficaciones por aspecto.

2.3 Niveles o Categorlas de Defectos

2.3.1 Clasificación por Aspecto

La noma NCh 993 establece diez n,ve


les (desde A al J), dentro de los cuales
se han ubicado todas las magni tudes Que
pueden presentarse en un determinado defec
too El nivel A sierrc:>re corresponde a la
madera libre de defectos. es decir, madera
con defectos de magnitud nula. Los nive
les siguientes corresponden a valores cre
cientes del tama~o de los defectos, hasta
llegar a magnitudes consideradas como ~xi
mas. las cuales pueden o no corresponder
al nivel J. Véase Tabla 2.1.
fI6IM 2.40. l'edlclón del largo de una
depresión por cepillado. De estos niveles es posible sacar la
magnitud ~xima admisible, para un determi
nado defecto, de acuerdo a I uso a Que se
destinar~ la madera Que se est~ clasifican
IlIra de utlll_ento ; do.
Depresión en las caras cepi liadas cau Estos ni veles o categorlas de defec
sada por desprendimiento de fibras. tos est!n definidos para originar especifl
caclones Que sean Otiles a cualquier espe
Se mide el largo y el ancho de la zo cle y uso. -
M afectada, en millmetros.
Un ejemplo de creaciOn de una espec,
Este defecto es propio de un mal cepl ficaciOn se da en la Tabla 2.2, aprovechañ
liado. do los datos incluidos en la Tabla 2.1. -
TABlA 2.1. VALORES ADMISIBLES PARA ALGUNOS OEFECTOS EN CLASIFlCACION POR ASPECTO (NCh 993).

OEFECTOS VALORES AOMISIBLES

NOMBRE CARAC TER! STlCAS UNlDAO OE NIVELES


POR MEDIR MEOICION A B C D E F G H I J

Separaci6n máxima II1II O 1 2 4 6 - - - - -


ACEBOLLADURA
Longi tud II1II O 5 lO 20 30 - - - - -
ALBURA Superficie en cara S O la 20 30 40 50 60 70 80 100
clasificada

IWlCHA Superficie en cara S O 10 20 30 40 50 60 70 80 lOO


clasificada
PERFORACION - - NO SE ACEPTA
PUDRICION - - NO SE ACEPTA
Profundidad II1II O 0,10 e O,15 e 0,20 e 0,25 e 0,30 e 0,35 e 0,40 e 0,50 e -
GRIETA
Largo zona afectada II1II O 0,10 L 0,20 L 0,30 L 0,40 L 0,50 L 0,60 L 0,70 L 0,80 L L
Ancho zona afectada II1II O 0,10 a 0,20 a 0,30 a 0,40 a 0,50 a 0,60 a 0,70 a 0,80 a a
QUE~OO
Largo zona afectada II1II O 0,10 L 0,20 L 0,30 L 0,40 L 0,50 L 0,60 L 0,70 L 0,80 L L

e • espesor de la pieza. a • ancho de la pieza. L • longitud de la pieza.

NOTA: La presente Tabla no est.1 coq¡leta. Sólo se ha Incluido a fin de conocer el procedimiento a seguir. La Tabla en
su total extensl6n aparece en la norma NCh 993.
~
,
N
2-23

TABlA 2.2. EJE""LO OE CREACIOH DE UNA ESPECIFlCACIOH DE *DERA


EN LA QUE INTERESA SOLO SU ASPECTO.

DEFECTO GRADO 1

CARACTERISTlCA UNIDAD DE NIVEL VALOR OBSERVACIONES


t«lItlRE POR MEDIR MEDICION *Xlfoll
ELEGIOO AllI4lSIBLE

separación lIIlI B 1 se aceptan 10 lIIlI con


ACEBOLLADURA una separaci6n m.lx,!.
Longitud lIIlI C 10 l1la de 1 1IIlI.

Superficie en cara se acepta llI4dera de


ALBURA clasificada 1 J 100 albura.

,.,NCHA Superficie en cara 1 A O No se acepta


clasi flcada
PERFORAC 1ON - - - - No se acepta
PUllRlCION - - - - No se acepta

GRIETA
Profundidad ... C O,15 e se acepta hasta un
15 1 de1 espesor en
Largo zona afectada 111ft D 0,30 L ~~A 3JA1 ,de la longi-
,. n;A7>
Ancho zona afectada lIIlI A O
QUEfY.OO No se acepta
Largo zona afectada no A O

IiJTA: a) Este cuadro se incluye s610 a tItulo informativo. Los niveles han SIdo elegí
dos arbitrariamente. -
b) se ha incluido la coh.nna encabezada con "nivel elegido", a fin de explIcar el
origen de los valores m.lximos admisibles.

2.3.2 Clasificación por Resistencia que dos irregularidades diferentes Incidan


al mismo tiempo en una misma propiedad re
sistente y en un mismo punto de la pieza o
En una clasificaci6n por resistencia. estructura.
cada nivel est~ vinculado a una raz6n de
reSistencia. La madera sin defecto corres
pOnde a la raz6n de resistencia 1001, lo 2.4 E1aboracl6n de Nomas de Claslflcaci6n
Que significa Que en tal tipo de madera se
aprovecha Integralllente su resistencia. El
OIvel con raz6n 851 especifica defectos con Consiste en establecer las especifica
magnitudes tales Que rebajan la resisten ciones de uno o m.ls grados de una clasifT
cia de la pieza en un 151. Cualquiera ele caci6n determinada, los cuales pueden aplT
los defectos aceptados en el nivel disminu carse a una o m.ls especies. Las etapas
ye la resistencia de la pieza en el porceñ que deben seguirse son las siguientes:
taje se~alado. no existiendo acumulación
en los efectos de dos o m.ls defectos. LO
anterior se debe a que los defectos actOan 2.4.1 Tipo de Clasificaci6n
en forma di ferente sobre las propiedades
resistentes de las piezas. Una grieta dis
minuye la resistencia al cizalle de piezas - Establecer si la clasificaci6n que se de
SOIlIetidas a flexi6n; un nudo afecta la re sea es por aspecto o resistencia. lo cuaT
sistencia a la traccl6n de elementos flexio quedara definido de acuerdo al uso que
nados. etc. Por tal motivo es IIlJY diflciT se har~ de la madera.
2-24

al Clasificación por aspecto - Cuando en una clasificación por resisten


cia interesa también limitar algunos de
fectos Que no están incluidos en la la
En una clasificación de este tipo se bla 2 de la NCh 993, por cuanto ellos pue
deben seguir las siguientes recomendacio den afectar al aspecto o la lineabilidao
nes: de los elementos estructurales, se debe
aplicar,· en general, el procedimiento des
- Determinar los defectos Que interesa se crito para una clasificación por aspecto
parar o Que deban del imitarse en la cla (véase 2.4.1.a), determinando de la Ta
sificación, de acuerdo con la Tabla 1 de bla 1 de la NCh 993, el valor admisible
la norma NCh 993. del defecto para cada grado establecido
en la clasificación por resistencia.
- Se~ionados los defectos, fijar el na
méro de grados Que se desea establecer-: La elabcración de una norma de clasi
ficación o de una especificación de madera
• Determinar en cada grado y para cada de para la construcción, concluye con una com
fecto, el nivelo valor admisible del de probación práctica de ella, a fin de detec
fecto, de modo Que convenga al uso a Que tar si la producción y calidad nacional de
se destinará la madera Que resulte clasi dicha especie maderera es capaz de entre
ficada en cada grado. - gar piezas con las exigencias Que la norma
solicite.
- seleccionar los niveles o valores admisi
bIes, para cada defecto, de acuerdo coñ Actualmente, en Chile, existen las si
la Tab 1a 1 de 1a norma NCh 993, tomando guientes normas de clasificación:
en cuenta la especie, el defecto y el gra
do Que se considera. -
Clasificación por aspecto
NOTA: Es necesario destacar Que los ni ve - NCh 178. Madera aserrada de Pino
les o valores admisibles Que se es insigne - ClaSificación
tablecen en la Tabla 1 de la norma por aspecto.
NCh 993 no corresponden a grados de
calidad. Para un mismo grado podrán Norma Que establece tres
del imi tarse los defectos mediante grados de calidad para clasificar, por
la combinación de diferentes nive aspecto, la madera aserrada de Pino
les. (Véase Tabla 2.2). insigne, de acuerdo con los defectos
Que se registran en el IOOmento de efec
tuar la clasificación. -
bl Clasificación por resistencia
En una clasificación por resistencia - NCh 1969. Madera· Especies latí fa
se deben seguIr las sIguientes etapas: 1iadas y Alerce - Clasl
ficación por despiece o
- Fijar el namero de grados Que se desea aprovechamiento.
establecer.
Norma Que establece el
- AsIgnar una razón de resistencia a cada procedimiento y proporciona los ante
uno de los grados establecidos, de acuer cedentes necesarios para clasificar
do a las caracterlsticas de la especIe madera aserrada Que para su uso será
maderera Que se clasIfique. reaserrada a dimensiones menores. ba
sándose en el aprovechamiento de ele
mentas rectangulares menores libres
• Considerar, para cada grado, la total idad de defectos Que se pueden obtener de
de los defectos incluidos en la Tabla 2 ella.
de la norma NCh 993.

- De acuerdo a la razón de resistencIa asis. ii ) Clasificación por resistencia


nada a cada grado, tomar para todos los
defectos de ese grado, los va lores admi - NCh 1207. Pino radiata - Clasifica
sibles establecidos en la Tabla 2 de la ción visual para uso es
norma NCh 993, para la razón de resIsten tructural - Especi ficacio
cia elegida. nes de los grados cal idao.
2-25

Establece los requisitos en las partes altas de la cordi llera en


Que debe cumpl ir la madera aserrada LlanQuihue y Chiloé Continental; en la Cor
o cepillada, seca (H < 181). de Pino dillera de la Costa en Yaldivia y Osorn07
radiata destinada a un uso estructu en el Llano Central en LlanQuihue y en la
ralo cuyas dimensiones no resultañ Isla de Chiloé. Los alerzales han ocupado
mayores a 38 11111 de espesor y 63 11111 extensiones de cierta consideración. pero
de ancho y Que se clasifica con un la explotación intensa Que han sufrido los
procedimiento visual. ha hecho desaparecer en gran parte.

- NCh 1970/1. Maderas - Parte 1: Es Habltat.


pecies Lati fol iadas - cra
sificación visual para
uso estructural - Especi El alerce se encuentra únicamente en
ficaciones de los grados lugares de fuertes lluvias y con nevazones
de calidad. invernales. Cuando crece en terrenos pla
nos se observa Que se trata de suelos pañ
Establece los requisitos tanosos. con rocha materia org&nica. Eñ
Que debe cumpl i r la madera aserrada los faldeos ocupa suelos rocosos Que rara
o cepi liada proveniente de especies vez son exces ivamente hOmedos. Los terre
latifoliadas, destinada a un uso es nos ocupados por el alerce son estr ctameñ
tructural y Que se clasifica mediañ te forestales. sin ningún valor agrlcola7
te un proceso visual. pues son demasiado húmedos o excesivamente
esca rpados •

- lICI1 1970/2. Maderas - Parte 2: Es Normalmente no forma masas puras, si


pecies Conlferas - ClasT no Que se mezcla en Chi loé con coigue y
ficación visual para uso coigue de Chiloé. lenga y ~irre en las par
estructural - Especifica tes altas. canelo. taiQue y tepú en las par
ciones de los grados de tes IIl&s pantanosas. -
calidad.
Norma Que establece los Caracterlsticas especIficas.
requisitos Que debe cumplir la made
ra aserrada o cepillada seca (H < 20lT Entre las especies nativas. es ésta la
proveniente de especies conlferas. Que a lcanza mayor desarrollo. tanto en la
destinada a un uso estructural y Que altura como en di4metro, pues todavla Que
se clasifica con un procedimiento vi dan ejemplares de SO o m&s metros de altu
sual. ra y de 3 a 4 metros de di4metro.

2.5 Maderas Comerciales Es una especie de desarrollo sumamen


te lento. siendo su incremento diametraT
del orden de 2 mm por a~o y a veces aún me
2.5.1 Especies Madereras Nativas nor. Este lento desarrollo. unido a la
gran longevidad de la especie. hace Que los
2.5.1.1 Con fferas grandes alerces aún vivos sean de los 4rbo
les m&s antiguos sobre la tierra, pues sue
len tener 2000 a 3000 a~os. El crecimieñ
1) Alerce to en altura durante los primeros a~os fluc
túa entre S a 10 cm.
Clasificación.
Itlntre comQn Al erce. Lahua 1, Lahuén. La El tronco es recto en todos los 4rbo
hu&n. les siendo muy clllndrlco en los adultos y
Fami 1ia Cupressaceae. marcadamente cónico en los Jóvenes Que ter
Golnero Fitzroya. mi na en punta. Por lo genera l. se preseñ
Especie cupile440idu IMot.) Joluv.ton ta libre de ramas hasta gran altura y su
corteza es delgada y fibrosa. de color ce
niciento rojizo. partida en grandes gri~
01 stri buc Ión. tas verticales Que est4n separadas por par
tes lisas de unos 20 cm de ancho. -
Este &rbo 1 autóctono se encuentra en
tre los paralelos 39' y 43' latitud sur7 La copa del alerce es tlpicamente pi
2-26

ramidal y muy reducida, por lo que los ~r 2) Araucaria


boles y alerzales mismos tienen un aspecto
semi-seco.
ClasificaciOn.

Las hojas son peque~as y delgadas, de Nombre común Araucaria, Pino araucaria,
color verde ceniciento y opaco que nacen Pehuén, Pino pi~orero.
de a 3 a un mismo nivel que el tallo (ver Familia Arauca ri aceae
tlcilos de a 3 hojas). Las ramillas, a su Género Araucaria.
vez, se agrupan en las ramas principales Especie aJLauC41112 (Mot.! C. Kaoh.
en gajos retorcidos.
OistribuciOn.
El fruto del ~rbol es abundante, estan
do 2 a 3 semillas contenidas en un cono pe Este ~rbol crece en extensos bosaues,
que~o y le~oso ubicado en los extremos de la mayor parte puros, en las cumores cordl
las ramillas, de m.1s o menos 1 cm de di~me lleranas; tiene como lImite inferior los
tro. Las semi llas son bi-aladas de 1 a "2" 700 m sobre el nivel del mar, suoiendo has
mm de largo. ta la llnea de vegetaciOn, a I rededor De
1.500 m sobre el nivel del mar.

Caracterlsticas macroscOpicas de la madera Geogr~ficamente se le ubica en la cor


dillera de Los Andes, desde el volc~n Antu
ca (37'25') hasta frente al volc~n un[ñ
La madera del duramen es de color cas
(39'38'), o sea, en una faja de 230 Km de
ta~o rojizo oscuro, se caracteriza por uñ
largo por unos 70 a 80 Km de ancho. En la
veteado notorio, producto de los anillos
de crecimiento. La albura es de color blan Cordillera de la Costa se encuentra en dos
ubicaciones, en Nahuelbuta (37'40') Y en
ca o amari Ila ocr~cea y contrasta notable
mente con el duramen. Es blanda y liviana los Bajos de TOQuihue (3B'50' l.
tiene olor a reSina. Su textura es fina y
homogénea con anillos de crecimiento de an
cho muy regular (1 mm promedio) y bien Ce liabi tato
marcados. Su resistencia mec~nica se pue
de calificar como baja. - El medio ambiente en que crece el Pe
huén corresponde al templado frIa, con fuer
tes nevazones invernales, lluvias en otoño
y primavera y parte del verano. Los suelos
Usos. ocupados por esta especie. en general, son
pobres, rocosos, con sOlo una delgadlsima
Por su bonito veteado la madera se usa capa de tierra vegetal y muy escarpados.
en revestimientos, puertas, ventanas tanto
interiores como exteriores, cierres de jar En el lImite Inferior de su ~rea cre
dines. portones, molduras en genera 1, per ce en un bosque mixto de coigues. tineos~
sianas, artesanados y fundiciones. Por su tepas, olivillos y ma~los. A medida oue
gran durabi Ildad se emplea en tejuela, pos se acciende la cordillera, se mezcla con
tes de transmisiOn, silos y estacas, en ro raul [ y mañlo macho. Sobre los 1.000 m ca
rros de embarcaciones, diques, estanques y mienzan a desaparecer las espeCies se~a la
duelas para barriles. das y son reemplazadas por ~Irres, lenga y
a 19unas plantas arbusti vas como ta iQues,
ciruelillos, canelos enanos y Quilas.
En carpinterla se usa como chapas pa
ra tableros de recubrimientos, lápices, mue A medida que se aumenta en altura, el
bies, instrumentos musicales, canaletas pa
medio se nace nuevamente desfavoraole al
ra ~cidos, etc. En instalaciones industria
Pehuén, los "p i na l es" densos que se presen
les se ocupa en la construcciOn de torres tan m.1s abajo se nacen m.1s abiertos y eñ
de enfriamiento. En general, es una made
tre los claros que se originan se desarro
ra muy va 1iosa y altamente coti zada en eT lla abundantemente el "coi rOn" , gram[nea
mercado internacional. forrajera de la cordillera.

Caracter[sticas especIficas.
Esta especie ha sido declarada monu
mento foresta 1 en el a~o 1976. Es un ~rbol que adquiere gran tamario
2-27

yes comOn encontrar individuos que alcan hasta 100 años, bajando a 2"", en los años
zan hasta 50 m de al tura y diametros de T posteriores y el crecimiento longitudinal
a III!s de 2 m. Sin el1tJa r90 • demora IIlJchos medio anual hasta los 150 años es de 10 cm,
años en alcanzar estas dimensiones. Es muy bajando a 7 cm en los años siguientes.
lOngevo, pudiendo llegar hasta los 500 a
1000 anos de v ida.
Caracterlsticas macroscópicas de la madera
Posee un tronco recto y ci llndrico,
limpio de ramas hasta gran altura; los ejem La madera es de color blanco amarillen
piares jóvenes. en cal1tJio. tienen el troñ to o amarillo ocraceo; no ofrece una diTe
ca cubierto de ramas. las que estan dlspues rencia marcada entre albura y duramen. auñ
tas en vertici los regulares horizontales y que éste al timo es mas coloreado. con sua
casi hasta el suelo. ves vetas de color castaño. Ani llos de cre
cimiento mas O menos visibles. muy densos7
La corteza que reviste el fuste es de Textura fina y uni fome. Rayos medulares
color gr i s oscuro Y profundamente hend ida. de color claro. casi invisibles; heterogé
originandose placas de figuras hexagonales; neos en su grosor. Madera semi-pesada. de
es muy gruesa. rugosa y en los arboles adul 600 a 700 Kg por metro cObico de madera se
tos tiene un espesor de casi 14 cm. - ca al aire. Es facil de trabajar. seca nr
cilmente y no tuerce durante este proces07
Su resistencia a la pudrición es reducida.
El ramaje forma una copa pequeña. se Resistencia mecanica calificada como inter
mi esférica, semejante a un paraguas o qUl media.
t.1sol: las ramas en foma de "S" esti radas
con su extremo dirigido hacia arriba en los Usos.
lrboles adul tos y hacia abajo en los jóve
nes, estan cubiertas de hojas de aspecto De gran aplicación en la construcción
triangular, gruesas. tiesas y de extremo y obra gruesa de edi ficios. puentes. mue
punzante; el conjunto hace que las ramas Iles, etc .. pero siempre en partes donde
tengan un aspecto ci llndrico. no exista contacto permanente con tierra o
humedad.
Cada ejemplar de Pehuén pertenece a se le usa en cajones y envases, mue
un sexo definido: o bien sus flores son to bIes. estructuras de aviones. madera para
das mascul inas o son todas femeninas (arbO' minas. carrocerlas, pisos. vigas, techos.
les dioicos), debiéndose a e ta caracterrs cerchas. ventanas. persianas. revestimien
tica el que sólo ciertos ejemplares produz tos interiores y exteriores. moldajes de
can piñones. El Pehuén florece anualmente concreto, etc.
en el mes de agosto; sin el1tJargo. como to
dos los arboles forestales, es un arbol añe Utilizada en la fabricación de contra
ro, O sea, que sólo produce abundantemente chapado y tableros de partlculas. Se re
cada 2 a 5 años. considera apropiada para pulpa y papel.

El fruto alcanza su madurez al año y En el año 1990 fue declarado monumen


medio de formado. entre IIarzo y abri 1, que to natura l.
es cuando el gran cono que lo contiene se
disgrega liberando alrededor de 200 piño
nes, Que son semillas de forma alargada7 3) Ciprés de la Cordillera
cuneiforme. de 2,5 a 3.5 cm de largo por
1,5 cm de ancho en su base. Estos piñones Clasificación.
son un a1¡mento buscado tanto por los cho
royes y roedores como por los colonos e iñ Nonilre común Ciprés de la Cordillera. Ce
dlgenas. - dro.
Familia Cupressaceae.
El Pehuén es una especie de lento de Género Austrocedrus.
sarrollo al co~ararla con otras especies Especie eh¿t~ IV. Vonl Ende.
exOticas. pero debe tenerse en cuenta que
crece en terrenos pobres y en cl imas desfa DIstribución.
,orables en los que las otras especies, eñ
caso de prosperar. también crecen lentamen Contrariamente al CIprés de las Guaf
~. - tecas. es esta conlfera chIlena la que a
El desarrollo en diametro es de 3 "'" canza el lImite mas septentrional pues, se
2-28

le encuentra en la Cordillera de Los Andes biertos de rami llas revestidas totalmente


desde el Caj6n del Rlo Maipo, a la altura por hoj as en forma de escamas, opuestas
del pueblo San Gabriel (34'25'), hasta el por pares y dispuestas de tal modo que le
curso superior del Rlo Palena (44'). En dan a las ramillas un aspecto aplanado. Es
el !rea boreal se le conoce por el nombre tas hojas son de color verde oscuro y pre
de "Ciprés", y se le encuentra a unos 1.500 sentan I rneas blanquecinas. -
a 1.600 m de altura, a lo largo de los cur
sos superiores de los rlos de las prov in De conos leñosos, son aplanados, aova
clas centrales. Hacia el sur baja paulatl dos ae 1 a 1.5 cm de largo par 5 a 8 mm ae
namente de a!tura, encontr!ndose por eJ eiñ ancho los Que al aorirse, dejan caer en
plo, en la zona de Chi ll!n a unos 900 m so tre dos a cuatro semillas bialadas. -
bre el nivel del mar. En la regi6n sur y
austral se le conoce también bajo el nom
bre de "cedro", en aQue 11 a zona desc 1encíe Se trata de una especie de desarrollo
aOn m.ls, pero nunca se aproxima al litoral. relativamente rapido. Que fluctúa alrededor
Siempre se encuentra de preferencia en la de 1 cm de di!metro por año.
Cordi llera de Los Andes, penetrando también
a la Repúbl ica Argenti na. En estas regio
nes sure~as forma bosques puros de cierta Caracterlsticas macrosc6picas de la madera
extensi6n.
La madera se caracteriza por una albu
Habl tato ra blanco-amarillenta y un duramen de color
castaño-ocr!ceo claro. Anillos muy di feren
ciados y relativamente anchos. Textura fl
Por Su distrlbuci6n Queda claro Que na. Madera 1iv i ana, nudosa, olor caracte
soporta di ferentes condiciones de precipi rlstico. Madera durable y de resistencia
taciones y de temperaturas, sin embargo";" mecanica baja.
debido tal vez a Que es muy intolerante,
se encuentra de preferencia en sitios mas
o menos !ridos, en suelos de tipo volc!ni Usos.
cos, erosionados y en exposici6n norte, es
dec ir, donde no ti ene neces idad de compe En revestimientos interiores, postes.
tir con otras especies m.ls tolerantes. - estacas, crucetas, postes de transmisi6n,
postes de cerco y rodrigones, embarcacio
En el sur se le encuentra aislado, pe nes, cielos, tejuelas, construcci6n pesada:
ro en la Cordillera de Los Andes de las pro puertas, ventanas, etc.
vincias centrales se encuentra formando pe
Que~os rodales puros. No se asocia con
otras especies en forma especIfica. 4) Ciprés de las Guaytecas

Caracterlsticas especIficas. Clasificaci6n.


Norore comOn Ciprés de las Guaytecas .
El Ciprés de la Cordillera o cedro es Ten, Len, Ciprés.
de tama~o medio, alcanza unos 25 mde altu Familia Cupressaceae.
ra, con un di!metro de 1 a l,S m; en las Género Pi 1gerodendron.
zonas cordi lleranas, Que son azotadas por Especie uv.i6eM IV. Von) Fl.DJu:n.
nevazones, adquiere una forma achaparrada.
OlstrlbuclOn.
E1 tronco es recto y c6nico, encontr!n
dose por lo general cubierto por ramas has El Ciprés de las Guaytecas es nuestra
ta su base. Hay individuos Que pierden sus
ramas inferiores (ciprés hembra en la zona conlfera Que alcanza el limite mas austral,
central) y otras Que no las pierden (ciprés pues se le encuentra entre los paralelos
macho); por esta raz6n su madera es nudosa. 40' y 54' S.
Lo reviste una corteza parduzca cenicienta.
En el sector continental al norte de
En los ejemplares j6venes, la copa es Chiloé crece en !reas muy húmedas o en los
piramidal; en los !rboles m.ls viejos. en llamadas "Malllnes", tanto en la Cordille
caroio, es aplastada. Los gajos salen ca ra de LOS Andes como en las cumbres de Id
si en !ngulo recto del tronco y est!n cu Cordillera de la Costa (Cordillera Pelada).
2-29

En la Isla grande de Chiloé se encuentra todas sus flores de sexo femenino. requI
en ~reas planas altas. de mal drenaje. En riendo en este caso la presencIa de ~rbo
el continente ocupa especialmente las ~reas les machos Que produzcan el polen a fIn de
bajas. prOximas al litoral ya lo largo de Que fecunden las flores femeninas.
los rlos. si tuaciOn Que se prolonga hasta
Maga llanes. Los conos son a largados pequenos for
mados por dos pares de escamas terminadas
En los archipiélagcs de Chiloé. Aysén en una punta. con dos Ovulas (semillas) por
y ,'lagallanes crece en ~reas planas altas. escama. de 3 a 5 l1li1 de largo.
al centro de las is las o en sectores pla
nos cerca de las aguas de los cana les. ES Se trata de una especie de desarrollo
importante en las islas al norte del Estre lento; algunos ejerT1llares observados demues
cho de Magallanes. pero hacia el sur es es tran tener sus anillos de crecimiento sepa
casa, hasta llegar al paralelo 54' 20' "S" radas 2 a 3 l1li1. o sea Que en este sentidO
oonde desaparece. es casi similar al alerce.

Habitat. Hoyes una especie escasa debido a


las excelentes propiedades de su madera y
Se encuentra preferentemente en las la pecul iaridad de desarrollarse en terre
partes bajas y en zonas pantanosas o lIlJY nos húmedos y cenagosos la hacen Otil para
húmedas, al igual Que el alerce. Las re cubrir los mall ines de la zona austral.
giones en Que crece se caracteri zan por Sin embargo. su desarrollo lento restar~
fuertes precipitaciones pluviales a través probablemente el interés por forestar con
de la mayor parte del ano. esta especie.

Esta especie crece formando bosques Caracterlstlcas macrosc6plcas de la madera


puros de pequena extensiOn. o bien suele
crecer mezclada junto al alerce. manlo hem La madera es de color café claro ama
bra. coigue. canelo. tepú. etc. rillento. posee una albura de color blanco
amarillento y duramen oscuro. Anillos de
crecimiento bien visibles. muy aromática.
~racterlsticas especIficas. de textura fina y holOOgénea. veteado suave.
muy liviana. pues pesa entre 400 a 500Kg/m'.
Arbol mediano a grande. ya Que alcan Además. es sumamente durab le y res I S tente
za en condiciones favorables una altura <le a la pudriciOn. La madera es fki 1 de se
40 mcon un di4metro de hasta 2 m. caro no torciéndose durante este proceso-:-
Su resistencia mec~nica es clasificada ca
100 intermedia.
El tronco es cOnico, revestido por una
corteza dura. de color pardo oscuro y se
presenta generalmente desprovisto de ramas Usos.
en sus dos tercios inferiores.
La madera se usa en postes eléctricos.
Cuando joven. la copa es pequena y pi postes telef6nicos. rodrigones de vlna. es
ramidal; en los ~rboles adul tos es abierta tacas, mueblerla e instrumentos lIlJsicales7
e irregular. presentando un aspecto de se en embarcaciones. obra gruesa de construc
Quedad. Las rami llas tienen un aspecto te ciones. puertas y ventanas. tejuelas. caj~
tragona 1 y se encuentran cubiertas por hO nes y envases.
Jas escalOOsas. opuestas. originando en coñ
junto una cruz; son de color verde claro
opaco. Las hojas tienen un largo de 3 a 6 5) Manlo de Hojas Largas
mm por 1.5 a 2 l1li1 de ancho y se encuentran
adheridas en su mayor porciOn a la ramilla;
su extrelOO es agudo y se separa del tallo. Clasiflcacl6n.

El CIprés de las Guaytecas es un árbol NOfOOre común MaMo de Hojas Largas. Ma


dioico. o sea. un ~rbol Que tiene. o bien nlo. Pino. MaMo de la Froñ
todas sus f lores de sexo mascu 1i no. no pro tera.
duciendo. por consiguiente semillas. o bieñ Familia Podocarpaceae.
2-30

Género Podoca rpus. bies, de color amari liento, anillos anua


Especie aaUglU4 11. 11011. les de crecimiento irregulares. ani llos far
sos muy frecuentes.
DlstrlbuciOn.
Poca diferencia entre madera temprana
Se encuentra desde el Rlo Maule hasta y madera tardla. Recién cortada desprende
Chiloé, por ambas cordilleras, pero en las un olor aromAtlco. De corteza fibrosa. ca
partes más al tas, en general se presentan fé clara, calificada como poco durable. -
aisladamente o en grupos.
Usos.
Habltat.
Muebles, pisos y chapas. cajones. Da
sele encuentra preferentemente en los rriles. revestimientos y carpinterla en g~
sitios hOmedos y lo más frecuente es encon nera 1.
trarla cerca de los cursos de agua. Pocas
veces fonna manchas y se le encuentra mez 6) Manlo de Hojas Punzantes
ciada con todas las especies de su distri
buciOn, especialmente con arrayán y otras
Mirtáceas, pelú, coigue y otras especies ClasificaclOn.
que crecen cerca de los cursos de agua.
Nombre coman : Mañlo, Manlo de Hojas Pun
Es de menos tolerancia que los otros zantes, Manlo Hembra (Chi
manlos, por lo que es más diflci I encontrar loé), Mañlo Macho (norte)~
lo bajo el dosel de otros árboles. Su to Pino Amarillo, Hualtilahuén.
lerancia es más bien de tipo medio. Mañlo de la Costa.
Familia Podoca rpaceae.
Género Podoca rpus •
Caracterlstlcas especIficas. Especie ,,"~g~1U4 Li.ndl.

Su aspecto generalmente se asemeja a DlstrlbuclOn.


un sauce, tanto por la fonna de su copa ca
ni) por la confonnaciOn de las hojas. Cre
ce hasta unos 20 a 25 mde altura, con di! se le encuentra entre Cautln (Rlo Tal
metros de hasta casi 2 m. Siendo el troñ tén) y Aysén (sur del golfo de Penas), eñ
ca frecuentemente torcido. cubierto por una la Cordillera de Los Andes, asl como en la
corteza delgada, de color gris, que en los de la Costa en el continente y en las par
árboles viejos se desprende en tiras lar tes bajas de Chi loé, donde está el centro
gas. Las hojas son prolongadas y angostas: de su distribuciOn.
de forma lanceolada.
Habl tato
El fruto es una semilla ovoide que so
bresale de un receptáculo carnoso, de co se desarrolla esencialmente en los bos
lar rojo cuando maduro, y que alcanza de T ques húmedos y en terrenos más o menos pañ
a 1,5 cm de largo.
tanosos, poco profundos. asociándose fre
cuentemente con canelo, tepa, coigue y tam
Por las cual idades de su madera, es bién con alerce, ciprés de las Guaytecas y
una especie que debe ser mantenida en el mañlo de hojas cortas. Al igual que mañlo
bosque mixto, prestándose también para for de hojas cortas se le encuentra bajo el do
mar grupos y avenidas. La rapidez de sü sel de otros árboles. pues es una especie
desarrollo parece ser superior a la de los tolerante, sin embargo, es la primera espe
otros manlos. a juzgar por el tamano que al cie que aparece en los terrenos despejados
canzan los manlos aislados que crecen eñ por la explotaciOn.
la provincia de Valdivia.
Caracterlstlcas especIficas.
Caracurlstlcas macroscOplcas de la madera
Alcanza alturas de 25 m y diámetros
La madera es amarilla clara, dura y de hasta casi 2 m, cuando joven tiene for
algo perfumada. Rayos medulares poco vi si ma piramidal, con ramas vertici ladas horT
2-31

zontales y tronco cilíndrico y recto, tOdo especialmente en el Valle Central y también


lo cua I le da un aspecto muy nermoso. hacia la costa.

Cuando viejo pierde las ramas lnferlo Habltat.


res y se nace m.ls desordenado. Es el ma
n[o de m.ls rápido crecimiento. ya Que alcañ Especie muy intolerante. adaptada a
za a 1 cm de diámetro anual. fuertes ca lores y a gran 1umi nos idad, pue
de crecer, sin embargo, en sitios Que se
La corteza es de color pa rdo gri sáceo. aniegan de agua durante el invierno.
con fisuras longitudinales, escamosa, pero
no se desprende. Normalmente crece sólo en las plani
cies sin trepar a los cerros. Soporta ma
Muy parecido por sus najas a mañro de yores seculas Que el espino. pues sus raT
hojas cortas. pero ellas son duras. con el ces profundizan extraordinariamente buscañ
¡pice muy punzante, poco m.ls largas y de do las napas profundas.
un color m.ls claro, amarillento.
Caracterlstlcas especIficas.
I~rtancia.
Arbol Que llega hasta unos 10 m de al
Es la mejor madera de los maMas. de tura con unos óO a 120 cm de diámetro y uñ
color amari 110 con vetas roj izas. IIlJY ap crecimiento bastante rápido bajo buenas
tas para lIlJeblerra en general. Esto unidO condiciones.
a su buen crecimiento, la hacen una espe
cie muy interesante Que deberfa considerar
se para cualQuier reforestación. especiaT La copa alcanza 8 y más metros de diá
mente en la provincia de Cnlloé. - metro y generalmente se bifurca a poca aT
tura del suelo, dando el árbol aspecto de
arbusto.
Caracterrsticas macroscópicas de la madera
El tronco es corto y se ramifica pron
Rayos medulares muy finos, de color to; cuando joven es de color verdoso. m.ls
claro. I"ddera tardra bien destacada. I"d o menos liSO. pero en ejemplares adultos
dera tanto de albura COlOO de duramen. de es de un grtS rojizo, guarnecido por una
color amari I lento claro. Ani llos anuales corteza resQuebraj ada. Oe la subcorteza
bien visibles. de crecimiento moderado. Ca de las ramas gruesas brota una especie de
tificada COlOO poco durable. resina de color café plomizo Que al contac
to del aire se endurece y toma color negro-:
con aspecto de alquitrán y gusto amargo.
Usos.
Las ramas están pobladas de abundan
Mueblerra. pisos. fabricación de caj~ tes hojas y casi siempre se encuentran cu
nes, cnapas y terciados. biertas de recias espinas mell izas. dere
chas, Que descansan sobre protuberancias
m.ls o menos voluminosas.
2.5.1.2 Latlfolladas
Las hojas son caducas y están compues
1 ) Algarrobo tas por uno O dos pares de pinulas Que Ile
van 18 a 20 pares de hojuelas. un tanto
Clasificación. agudas. Ramas y hojas forman el follaje
de un color verde-ceniciento.
Nombre común Algarrobo.
Familla Mimosaceae
Género Prosopis. Las flores est.1n dispuestas en raCI
Espec ie cJ&iltJl4-U (MoL) s.tlLntz. mos cillndricos y son de color amarillo:"
El fruto es una legumbre de color amari 110
Distribución. violáceo. muy comprimida y con tabicacio
nes Que separan las semillas. Las semi llas-;-
Crece entre las provincias de Atacama Que son de color café, a menudo son atac!
y santiago, es decir. en el Norte Chico. das por un bruco.
2-32

En el norte del pals el árbol llega área de distribución, particularmente ro


al estado adulto a los 30 ó 35 años, en ble y raull.
tanto que en el centro apenas alcanza este
desarrcllo a los 50 años.
Caracterlsticas especIficas.
Caracterlsticas macroscOplcas de la madera
Crece como arbusto o árbol de hasta
20 m de altura alcanzando las mayores altu
La madera es de color café-roj izo en ras hacia el sur, con diámetros del ordeñ
el duramen y ligeramente amarillo en la al de los 60 a 80 cm de buenas condiciones.
bura; es sumamente dura cuando se seca, eñ
tal forma que gasta las herramientas con
que se trabaja y hace materialmente imposi Es una especie de rápido crecimiento,
ble introducirle un clavo a golpe de martT no bien determinado. Es muy caracterlsti
110. Su densidad y color varlan segan se ca por sus hojas perennes compuestas, de
trate de un a Igarrobo de Tarapacá o de la follolos muy variables en forma y tama~o,
zona central, siendo más densas y colorea lustrosas y de bordes aserrados.
das las de más al norte. -
Las flores son blancas y se di sponen
Usos. en racimos muy simétriCOS, como filigranas.
En el árbol se encuentran flores y frutos
La madera se emplea para hacer camas al mismo tiempo.
y masas de carrocerla. ComOnmente se fa
brica carbón o se la emplea como leña, pos Los frutos son nueces drupiformes, re
tes, etc. De su corteza se puede extraer~ dondas, de color rojo primerc y pardo cuañ
además, tani no y saponi na. Todo lo ante do maduras. El avellano es vastamente ca
rior se restringe dada la poca densidad de nocido por su fruto llamado "avellana" que
la población de esta especie. es comestible. La corteza es lisa.

2) Avellano Caracterlsticas macrosc6picas de la madera

Clasificación. La madera es de gran belleza, con una


veta notoria, oscura, sobre fondo claro.
Nombre coman Avellano, Gevuin. El duramen es de color rojizo, la albura
Familia Proteaceae. amarillento-rojiza. Los anillos anuales po
Género Gevui na. co visibles. Los rayos medulares son grue
Especie aue.llJut4 Mol. sos y aparecen tanto en el corte tangenciaT
como en el radial, en lIneas o manchas bien
marcadas. Su madera se puede c las i f icar
Dlstribuci6n. de densidad media y dura.

Crece desde el norte del Rlo Teno por


la Cordi llera de Los Andes y desde el sur Usos.
del Rlo Mataquito por la Cordillera de la
Costa, hasta las islas Guaytecas, crecien Terminaciones y revestimientos inte
do hacia el sur en todas las longi tudes:- riores. muebles, chapas. remos e instrumeñ
tos musicales.

Habi tat.
3) Canelo
Crece en muy variadas condiciones de
suelo, luz y competencia, encontrándose ba
jo el dosel superior en medio del bosque y
en partes despejadas, en el sur. Clasificaci6n.

No se le encuentra formando masas, si Nombre coman Canelo, Fuñe. 8oighe.


no que siempre en forma más o menos aisla Familia Winteraceae.
da, o en pequeños grupos. Se asoc 1 a nor Género Drimys.
malmente a las especies de Fagaceas en sü Especie lAIiAteA.i FOJl4,(.
2·33

Distribución. agrupadas. lo Que las nace bastante visl


bies. Tiene hasta 14 pétalos y 2 sépalos
En Chí le crece aproximadamente entre cóncavos. verdes y opuestos. Son hermafro
el ;Ho Limarl en el norte y el Cabo de Hor ditas. Los frutos son bayas ovaladas de
nos. en di fe rentes loca lidades y altitudes: color claro con pintas negras o negruzcas.
Ade~s, habí ta en la Isla de Juan Fern~n
en grupos de hasta 8 sobre un pedúnculo.
dez. Su distribución geogrMica se preseñ en disposición estrellada.
la local izada en terrenos Mmedos. Abunaa
en los terrenos planos y mal drenados de El crecimiento no se ha estudiado
la provincia de LlanQuihue y Chi loé. bien, pero bajo buenas condiciones parece
ser muy r~pldo.
Habltat.
Caracterfstlcas macroscópicas de la madera
Prolifera con gran facilidad en los
sectores bajos y húmedos, formando densas La madera es de un color claro, casta
masas de regeneración, pero al mislOO tiem ño rosado. presentando en su cara longitü
~ es muy pl~stico. adapt~ndose excelente dlnal vetas notorias de color algo mas os
mente a 1as pa rtes alta s de los cerros eñ curo. constituidas por los radios leñosos:
el bosque húmedo de 1 sur y encontr~ndose La albura es un poco mas clara Que el dura
Dajo fuerte insolación cerca de los rlos. meno Ani llos de crecimiento f~ciles de ois
en el norte. tinguir. Sin olor ni gusto caracterlstlco
pero con un brillo suavemente plateado cuan
En general es muy tolerante cuando jo do la madera est~ recién cepillada. Textü
Yen. pues crece f~ci lmente a plena luz coñ ra heterogénea. Se le puede clasificar de
humedad adecuada. peso mediano (500·750 Kg/m') y de dureza
intermedia. Poco durable.
El corazón de su rango de di strlbu
ción es, sin lugar a dudas. la proVincia Usos.
de Chi loé, donde forma i rvnensas reservas.
En el sur crece junto a los d~s ~rboles Por su veteado la madera es muy apre
que caracterizan los terrenos Mmedos, ta ciada para ebanisterla. se la uti 1iza eñ
les coroo la luma, ciprés. alerce, ñl rre7 revestimientos interiores, cajones. enva
coi que. etc. ses. instrumentos musicales y muebles. Po
see una fibra mas larga Que la del Pino iñ
signe lo cual lo convierte en un materiaT
Caracterlstlcas especfflcas. muy apreciado para la fabricación de papel
y celulosa. La corteza fue exportada por
sus propiedades medicinales contra la fie
Hacia el norte es un arbusto o ~rbol breo afecciones del estómago y otros.
pequeño. asl como en las partes mas altas
1 secas de la Cordi llera de Los Andes, pe
ro hacia el sur de Curlcó, en las partes 4) Coigue
bajas y especialmente en Chilcé. es un ~r
bol de hasta 30 ID de altura. por 111 de
diMletro. de tronco lIlJY recto y ci Undri Clasificación.
co. con ramas delgadas.
Nombre común Coigue, Colhue.
Familia Fagaceae.
La corteza es de color claro canela. Género Nothofagus.
III!s o menos 11 sa, bastante gruesa y lIlJY Especie dm/tbtJji.. 1llW>.) 0fM t .
blanda. Al ro~erla fluye bastante llQui
do. 11\11 picante, usado antiguamente para
combatir el escorbuto. Distribución.
Es un ~rbol inconfundible, de hojas
grandes aovadas sl~re verdes y brillan Desde la provincia de Colchagua hasta
tes por la cara superior y blanco-azulosas Aysén en la Cordillera de Los Andes. Des
~r la cara inferior. siendo visible única de el Rlo Maule hasta Aysén en el valle ceñ
I1II!nte el nervio central. - tral y Cordillera de la Costa, ocupando
pr~ctlcamente todas las altitudes de la zo
Las flores son blancas. pequeñas y na.
2-34

Habi tato tamente ellpticas y r6mbicas, termi nacas


en punta en ambos extremos, de borde fina
Su vasta ~rea de distribución Indica mente aserrado.
su a aptabi I idad a muy variadas condicio
nes de suelo y clima. Es una especie de crecimiento relatl
vamente r~pido al estar en medios favora
En cuanto a clima concierne. se le en bies, pudiendo ser explotado a los 60 anos
cuentra en la región del Maule. de veranO de edad. Alcanza un desarrollo perimetral
con prolongadas sequlas y fuertes calores. de 1 cm por año.
como igualmente en la reglón de los cana
les patagónicos. con varios metros de pre
cipitación pluvial, distribuidos a través caracterlsticas macroscópicas de la madera
de todo el ano. Asimismo, se le encuentra
desde el litoral, donde la temperatura es El ca lar de 1 duramen ofrece grandes
muy regular. hasta el limite superior de variaciones según las zonas ce crecimiento,
la vegetación arbórea. donde tiene que so va desde el blanQuizco hasta el roj izo.
portar copiosas nevazones y bajas tempera La albura es blanQuizca, a veces se eneuen
turas. En lo que respecta al suelo. puede tra falso duramen de un color pardo negruz
observarse igual fenómeno; en la zona cen ca. Es semi-pesada y dura con un leve olor
tral crece en los pedregales y en los te ~cido. Anillos de crecimiento visibles.
rrenos malos de la cordillera. pero m4s aT Durable pero con di f icu ltaces en su seca
sur se le encuentra tanto en los profundos do.
terrenos del valle central, como igualmen
te arraigado sólidamente en los riscos y
roquerlos desnudos de los islotes y arehi Usos.
piélagos australes.
Se usa en obras mayores como puentes,
Se le encuentra, a veces, en bosques muelles, estanques, silos y otros. En vi
puros pero se mezcla con todas las espe viendas se le emplea en pi sos, parQuets7
cies Que se encuentran en su distribución7 moldajes para hormigón. revestimientos. En
siendo por lo mismo uno de los ~rboles m4s durmientes. embarcaciones y en la fabrica
comunes del oosQue chileno. ción de chapas y terciados. En carplnte
rla se la usa en muebles. cajones. envases7
juguetes, eSQules. etc.
Caracterlsticas especIficas.

Arboles elevados. alcanzan corriente 5) Colgue de Magallanes


mente m4s de 40 metros de altura. y di ~me
tras de hasta m4s de 4 metros. Exceden a Clasificación.
su alto únicamente el alerce y la arauca
ria en las zonas locales donde estas espe Nombre común Coigue de Magallanes, Guin
cies se encuentran. - do. Coigue blanco, OuchPd
yé. -
Su tronco es recto. cillndrico. libre Familia Fagaceae.
de ramas hasta mucha altura del suelo con Género Nothof agus.
la base muy ensanchada por contrafuertes. Especie bUUto.idu 1M<Ab.) eJeM.t.
El fuste esU revestido por una corteza Introducción.
gris claro, que vista desde lejos aparenta
ser lisa, pero Que observada de cerca mues Es una de las tres especies siempre
tra estar constituida por pequenas y angos verde entre las diez Que representan el gé
tas escamas. desprendidas y algo separadas nero de los Nothofagus en el bosque enlle
del tronco en su extremo inferior. no. Es el cOlgue tlpico de la provincia
de Maga llanes. a pesar Que su ~rea de di s
La copa se caracteriza por la disposi tribución es considerablemente mayor. ES
ción en estratos horizontales de su folla la especie caracterlstica y predominante
je. Sus hOjas de color verde oscuro, a ve de los bosques húmedos y de topografla mon
ces m4s o menos gris azulado. son perennes~ tanosa expuestos a la influencia de la cer
de tamano peQueno (' a 3 centlmetros de canla del mar, siendo acampanada por el el
largo) de consistencia recia aunque con prés de las Guaytecas y el canelo como es
cierta flexibilidad. de formas entre ango~ pecies secundarlas.
2-35

Las reservas de lenga Y colgue de Ha El fruto es una cOpula tetra partida que se
ga llanes, representan la llIllyor parte eJe compone de tres aquenios. El central bla
los recursos forestales de la zona austral. lado y los demás trlalados. -

Distribución. Caracterlstlcas macroscópicas de la madera

se le encuentra desde L1anquihue. en La madera del duramen es de un color


la Cordillera de Los Andes. hasta Tierra rosado-pálido variando a veces hasta un ca
del Fuego. fé-rojlzo. La albura es de un blanco-ama
rillento. Hay ejemplares de poca duraminT
zación que mantienen el color blanco en to
Habl tat. do el diámetro. En las caras radia les Ce
la madera (cuarteadas) se presenta un bri
Crece en lugares muy hOmedos. como lo 110 natural. plateado. por la abundancia
indica su distribución, en suelos de poca de radios leMsos finos. La madera sana
profundidad. barrosos. es inodora.

En la parte norte de Su distribución Por los poros pequeMs, apenas ViSl


se asocia con co igue y nonna lmente con aler bies a simple vista. de distribución di Tu
ce. canelo, tepa. maMo de hojas punzantes-; sa y los anillos angostos (ancho medio 1,7
1lIll) con poca diferencia entre le~o tempra
ciruelillo y otras especies menores. no y tardlo. puede clasificarse la madera7
segan su aspecto en la sección transversal,
como de textura fina y homogénea.
Caracterlstlcas especIficas.
El grano es derecho. puesto que los
Es un árbol de buena fonna fustal en elementos celu lares tienen genera lmente una
rodales tupidos. teniendo un tronco recto disposición paralela al eje del árbol.
y cillndrico y libre de ramas hasta una al
tura de 15 metros. En sitios favorables
puede alcanzar hasta 30 m de altura total Usos.
y diámetros de 120 cm. El promedio presen
ta una altura de 28 m y un diámetro de 6U En obra gruesa, pisos, terminaciones
cm. Interiores. mueblerla y carpinterla. Tam
blén puede ser destinada a chapas. table
ros contrachapados. tablero de partlculas7
La corteza exterior, en los ejet11lla duelas y estanques.
res jóvenes. es de un color pardo verdos07
caracterizada por una gran abundancia de
lenticelas que le dan un aspecto rayado ho 6) Colgue de Chiloé
rizontal. En los árboles maduros la corte
za presenta un color pardo ceniciento; las Clasificación.
grIetas longitudinales le dan un carácter
fibroso. Nonlre coman Coigue de Chlloé, Roble (de
Chiloé).
La copa no alcanza ni el diámetro ni Famll ia Fagaceae.
la tupidez de la copa del coigue verdadero Género Nothofagus.
(Ho~o6agu.4 lÍDIrIb!'l.i.). Especie nU.i.da 1Ph.i.l .) KM<! eJt •

Distribución.
Las hojas de 5 a 25 llIll de largo y de
7 a 10 llIll de ancho, son las mols peque~as se distribuye entre las provincias de
de los tres Nothofagus siet11lre verdes y Valdivia y la provincia de Aysén a la altu
tienen una fonna ellptlca u ovalada. de ba ra del paralelo 48' latitud sur.
se redondeada; e 1 borde es aserrado y eñ
su cara inferior tiene lIlJchas glándulas
blancas. muy peque~as. El pecIolo es cor Habl tato
too
Crece en lugares muy hOmedos, como lo
Las flores masculinas y fenenlnas son indica su distribución, en suelos de poca
solitarias. axilares y de pedOnculo corto. profundidad. barrosos.